Está en la página 1de 5

INTRODUCCION.

La higiene física y mental son dos necesidades básicas imprescindibles para que las
personas vivan y se desarrollen en armonía con su entorno. Cuando el individuo enferma,
los cuidados básicos de higiene, por parte de la enfermera, constituyen parte integral del
programa total del tratamiento; junto con el apoyo que debe realizarse para aumentar la
adaptación del paciente a un nuevo ambiente hospitalario, a costumbres que quizá no
tenía en el hogar, o a enseñarle nuevas alternativas para aumentar su autoestima y su
autoconcepto.

La manera en que la enfermera proporcione los cuidados higiénicos, influirá sobre la


percepción que tendrá el paciente para cubrir esas necesidades, pero también dependerá
del estado físico de éste y de la capacidad para proporcionarse o no sus propios cuidados,
de manera eficaz.

La cama es un mobiliario indispensable en las instituciones hospitalarias y ocupa un lugar


especialmente importante para la mayoría de los pacientes, ya que la mayor parte del
tiempo la pasan en ella y puede ser como lo único que sientan realmente suyo durante su
hospitalización; por eso es importante que la enfermera siga ciertas técnicas, principios de
asepsia y mecánica corporal así como procedimientos y reglas para obtener una cama
segura, cómoda y limpia.

El arreglo de cama es el procedimiento de tender o cambiar la ropa de cama diferentes


situaciones. Una de las partes del mobiliario que ocupa un lugar importante es la cama
clínica, por la complejidad y bienestar que ofrece al paciente durante su estancia en el
hospital, de acuerdo con sus condiciones de uso y funcionamiento por tanto, la limpieza de
la cama y la manera de cubrirla, debe ser especial.

Tradicionalmente, las camas de los hospitales se hacen por la mañana, después de bañar
al enfermo. En la mayoría de los casos, las camas se hacen después de que el cliente ha
recibido ciertos cuidados y cuando la cama esta desocupada. Sin embargo, las enfermeras
tienen que preparar la cama con esta ocupada, o hacerla para un cliente que esta siendo
intervenido quirúrgicamente.

Se cambian las sabanas sucias y se ventilan y arreglan nuevamente. También es muy


importante cambiar las sabanas siempre que se ensucien. La ropa húmeda o sucia
predispone a alteraciones e infecciones de la piel.
Las enfermeras tienen que ser capaces de preparar las camas de formas diversas para
finalidades específicas. Independientemente del tipo de equipamiento disponible, de que si
la cama esta ocupada o no, o de la finalidad para la que se prepara la cama, hay varias
normas generales que se deben de seguir.

En esta práctica se abordan las tecnologías sobre higiene, entendiéndola como parte del
equilibrio físico, social, mental y espiritual de las personas, y como parte de la satisfacción
de las necesidades de bienestar realizadas en su vida diaria, ya sea en el hogar, trabajo,
en la escuela y de acuerdo a los roles que le toca desempeñar. Tanto los cuidados de
aseo como proporcionar confort, son necesidades básicas que se deben de priorizar para
el mantenimiento de la vida de una persona sana o enferma.

Complementando estos aspectos de higiene, se abordan también las terapias alternativas


que la enfermera debe conocer, aplicar y ofrecer al paciente para brindarle una mejor
calidad de vida en el hospital o en su hogar.
Planeación de enfermería

Objetivos del procedimiento baño de esponja.

 Limpiar la piel y aumentar así la eliminación por dicho órgano.


 Estimular la circulación.
 Proporcionar bienestar y relajación al paciente.
 Eliminar las secreciones y descamación de la piel.

Principios del baño de esponja

 El calor del cuerpo se pierde por convección o corrientes de aire.


 La tolerancia al calor es diferente en las personas.
 Las pasadas suaves, largas y ascendientes por los brazos y piernas aumentan el
flujo venoso.
 Compuestos químicos de algunos jabones irritan la piel y en particular los ojos.

Precauciones del baño de esponja.

 Programar el baño de manera que no se interponga con las actividades


hospitalarias, por ejemplo: obtención de muestras de laboratorio, radiografías,
consultas y los alimentos.
 Verificar la temperatura del agua.
 No dejar mucho tiempo el jabón sobre la piel.
 No interrumpir el baño para proveerse material.
 Cambiar de agua cuantas veces sea necesario.

Material y equipo

 Mesa pasteur.
 Dos recipientes, uno con agua fría y otro con agua caliente
 lavamanos o lebrillo; un recipiente para agua sucia
 jabón
 1 o 2 toallas grandes; dos toallas faciales o paños
 torundas de algodón
 un camisón o pijama; aplicadores; juego de ropa para cama;
 guantes limpios, talco, loción o alcohol
 un recipiente para ropa sucia o bolsa de plástico.

Preparación y eduacion al paciente.

 Preparación psicológica, explicar el procedimiento.

 Preparación del ambiente.

 Resguarde su intimidad y cuídelo de corrientes de aire.

 Coloque la sábana de plástico arriba de la sábana de cama .


 Desvístala con delicadeza, cubriendo las partes que no se vayan a asear.

Planeación de enfermería en tendido de cama.

Objetivo del procedimiento tendido de cama cerrada.

 Ofrecer seguridad desde el punto de vista bacteriológico.


 Proporcionar bienestar físico.
 Facilitar la movilización del paciente.
 Fomentar hábitos higiénicos en el paciente.
 Crear un medio limpio.
 Impedir la contaminación cruzada.
 Evitar tensiones al paciente y la enfermera.
 Comodidad y bienestar del paciente.

Principios del tendido de cama cerrada.

 Crear un ambiente adecuado para que el paciente pueda llevar a cabo sus
actividades normales durante las 24 horas del día.
 Crear un medio adecuado para la comodidad y reposo del paciente.

Precauciones.

 Lavarse las manos antes y después de realizado el procedimiento.


 Cumplir con las reglas de asepsia al retirar y depositar la ropa de cama donde
corresponde.
 Evitar que la cama quede con arrugas o bordes que lastimen la piel del paciente y
provoquen úlceras por presión.
 Eliminar la tensión excesiva de la ropa de cama sobre el usuario
 Mantener al paciente en una buena alineación corporal.
 No mover ni colocar al paciente de una forma que está contraindicada para su
salud.
 Buscar ayuda, si es necesaria.
 Mover suavemente al paciente. Un manejo brusco puede ocasionarle molestias y
erosionar la piel.

Material y equipo.

 Colcha o cubrecama.
 Cobertor si es necesario.
 Dos sabanas grandes.
 Sabana clínica.
 Hule clínico.
 Tanico para ropa sucia.
 Sabana de borde elástico ordinaria.
 Sabana superior.
 Fundas para almohada, según sean necesarias.

Preparación y educación para el paciente.

 Comprobar la identidad del paciente.


 Informar al paciente del procedimiento que se va a realizar y solicitar su
colaboración.
 Mantener al paciente en una buena alineación corporal.

Bibliografías

López Porcel, J.B. 2008. Cuidados auxiliares básicos de Enfermería. Ed. Vértice. [Citado
03 de septiembre de 2017]. Edición electrónica disponible en:
http://books.google.es/books?id=3mzf9YFuM1QC&printsec=frontcover&source
=gbs_v2_summary_r&cad=0#v=onepage&q=&f=false

• CEP. 2009. Manual para auxiliares de Enfermería. Ciclo formativo de Grado Medio. Ed.
CEP.[Citado 203 de septiembre de 2017]. Edición electrónica disponible en:
http://books.google.es/books?id=L1BlxE3BG8C&printsec=frontcover&source=g
bs_v2_summary_r&cad=0#v=onepage&q=&f=false

• Preparación de la cama ocupada. Hospital Gil Casares. Santiago de Compostela. [Citado


03 de septiembre de 2017][Actualizado Enero 2003]. Disponible en:
www.enferug.com/protocoloschus.htm