Está en la página 1de 8

ASIGNATURA: PSICOLOGÍA

NOMBRE: VERONICA TORRES VERA

CURSO: NIVELACION C4M08 – ACTIVIDAD FISICA Y DEPORTE

¿QUÉ ES LA AURREGULACION EMOCIONAL?


LA AUTORREGULACIÓN DE LAS EMOCIONES

La autorregulación emocional no sólo tiene que


ver con la capacidad de disminuir el estrés o
sofocar los impulsos, sino que también implica la
capacidad de provocarse deliberadamente una
emoción, aunque ésta sea desagradable. Según me
han dicho, algunos recaudadores de impuestos se
motivan para llamar por teléfono induciéndose un
estado anímico de enojo e irritabilidad; los
médicos que están obligados a dar malas noticias a
sus pacientes o a los familiares de éstos deben
aparentar un estado de ánimo tan sombrío y serio como el de los empleados de la funeraria
que atiende a la afligida familia, mientras que en la industria de los servicios y de los
grandes almacenes son proverbiales las recomendaciones para que los vendedores se
muestren amables con los clientes.

La autorregulación -la capacidad de controlar nuestros impulsos y sentimientos


conflictivos- depende del trabajo combinado de los centros emocionales y los centros
ejecutivos situados en la región prefrontal. Ambas habilidades primordiales -el control de
los impulsos y la capacidad de hacer frente a los contratiempos- constituyen el núcleo
esencial de cinco competencias emocionales fundamentales:

 Autocontrol: Gestionar adecuadamente nuestras emociones y nuestros impulsos


conflictivos.
 Confiabilidad: Ser honrado y sincero.
 Integridad: Cumplir responsablemente con nuestras obligaciones.
 Adaptabilidad: Afrontar los cambios y los nuevos desafíos con la adecuada
flexibilidad.
 Innovación: Permanecer abierto a nuevas ideas, perspectivas e información
 Autocontrol
Mantener bajo control las emociones e impulsos conflictivos
 Las personas dotadas de esta competencia
 Gobiernan adecuadamente sus sentimientos impulsivos y sus emociones
conflictivas.
 Permanecen equilibrados, positivos e imperturbables aun en los momentos más
críticos.
 Piensan con claridad y permanecen concentrados a pesar de las presiones

Selección de la situación El modelo de proceso de regulación emocional se basa en el


modelo modal de la emoción. El modelo modal de la emoción sugiere que el proceso de
generación de la emoción se produce en una secuencia particular en el tiempo. Esta
secuencia se produce como sigue: esta secuencia tiene lugar como sigue
 Situación : la secuencia comienza con una situación ( real o imaginaria ) que es
emocionalmente relevante
 Atención: se dirige la atención hacia la situación emocional
 Balance: la situación emocional es evaluada e interpretada .
 Respuesta: una respuesta emocional es generada, dando cambios libremente
coordinados en experiencia, de conducta y de respuesta de los sistemas fisiológicos.
ESTRATEGIAS
SELECCIÓN DE SITUACIÓN
La selección de situación involucra elecciones que evitan o se acerca a una situación
emocionalmente relevante. Si una persona elige evitar o retirarse de una situación
emocionalmente relevante, él o ella están disminuyendo la probabilidad de experimentar
una emoción. Alternativamente, si una persona elige acercarse o comprometerse con una
situación emocionalmente relevante, él o ella están incrementando la probabilidad de
experimentar una emoción.
Los ejemplos típicos de una selección de situación pueden ser vistos interpersonalmente,
tales como cuando un padre retira a su hijo o hija de una situación emocionalmente
displacentera. Usar la selección de situación puede también ser visto en psicopatología.
Por ejemplo, evitar las situaciones sociales para regular las emociones es particularmente
pronunciado para aquellos con desorden de ansiedad social y desorden de personalidad
evitativa.
Modificación de la situación
La modificación de situación involucra esfuerzos para modificar una situación tanto como
para cambiar su impacto emocional. La modificación de situaciones refiere específicamente
a alterar lo exterior a uno, el ambiente físico. Alterar el ambiente "interno" de uno para
regular la emoción es llamado cambio cognitivo.
Ejemplos de la modificación de situación pueden incluir inyectar humor a un discurso para
provocar risas o extender la distancia física entre él o ella mismos y otra persona.
La supresión expresiva es generalmente considerada como una inadaptativa estrategia de
regulación de la emoción. Comparada con la reevaluación, está correlacionada
concluyentemente con muchos desórdenes psicológicos, asociada con malos resultados
interpersonales, está negativamente relacionada con el bienestar, y requiere la
movilización de una relativamente sustancial cantidad de recursos cognitivos. Sin
embargo, algunos investigadores argumentan que el contexto es importante cuando se
evalúa la adaptatividad de una estrategia, sugiriendo que en algunos contextos la
supresión puede ser adaptativa.

Las emociones influyen en el pensamiento y la conducta, por eso el control


emocional es importante.

Cualquier suceso, por simple que sea, despierta emociones muy diversas. Esto es debido a
que una gran parte de nuestro cerebro, el Sistema Límbico, se encarga de ellas y hace que
las emociones estén tan arraigadas a la naturaleza del ser humano que podemos considerar
que forman parte de nosotros y nuestra forma de reaccionar ante el mundo.

TÉCNICAS DE CONTROL EMOCIONAL


Cada uno de los recuerdos que conforman nuestra historia vital tiene asociada una carga
emocional, y es que no hay nada que nos haga sentir más vivos que las emociones.
Quizás por ello, uno de sus grandes iconos de representativos sea la figura del corazón, el
órgano que mantiene nuestras vidas. Las emociones hacen que saquemos lo mejor de
nosotros, pero también pueden sacar lo peor de nuestro ser, y con esto no me refiero
únicamente a las emociones negativas como la rabia o el miedo, porque incluso una carga
excesiva de emociones positivas como la alegría puede llevarnos a la euforia y con ello al
descontrol de nuestra conducta.

LOS SENTIMIENTOS Y EMOCIONES VAN CREANDO POSO

Todos sabemos que los sentimientos alteran nuestro pensamiento. De hecho, muchos de
los trastornos psicológicos y psiquiátricos a menudo surgen como el resultado de una
respuesta emocional desproporcionada que la persona es incapaz de dominar.

Las emociones reprimidas se tornan desbordantes buscando ser liberadas y producen


lapsicosomatización, que consiste en la expresión de lo psicológico mediante síntomas
físicos, de manera en que el cuerpo también enferma.

TÉCNICAS NO COGNITIVAS PARA REGULAR LAS EMOCIONES

Aunque a los psicólogos no nos gusta prescribir evitar o huir de las situaciones (el estilo
de afrontamiento de evitación y huida es poco efectivo en la resolución de problemas),
en el caso de controlar las emociones negativas, yo al igual que muchos otros colegas, haré
una excepción y expondré que la primera y más simple técnica de control emocional es
aprender a evitar lo que nos genera emociones negativas, ya sean personas o
situaciones, como tratar de evitar a una persona que nos agobia cada vez que la vemos, no
ir a un evento al que sabemos que va a asistir nuestra ex pareja, o si estamos a dieta evitar
tener enfrente alimentos prohibidos.

TÉCNICAS DE RESPIRACIÓN PROFUNDA

Otra de las técnicas más sencillas y útiles para controlar las tanto emociones como
reacciones fisiológicas, antes, durante y después de enfrentarse a situaciones
emocionalmente intensas, es la respiración profunda. Por un lado porque oxigena nuestros
órganos y hace que el cerebro trabaje mejor, y por otro lado porque relaja y con ello
consigue calmarnos.

Un ejemplo de esta forma de realizar la respiración profunda es el siguiente:

 Inspira profundamente mientras cuentas mentalmente hasta 5


 Mantén la respiración mientras cuentas mentalmente hasta 4
 Suelta el aire mientras cuentas mentalmente hasta 10
 (Repite varias veces hasta que te sientas más relajado)

TÉCNICAS COGNITIVAS PARA REGULAR LAS EMOCIONES

Cuando vivimos una emoción negativa, nuestra atención se


centra en los pensamientos que mantienen esa emoción activa
y si continuamente le damos vueltas a esos pensamientos,
fortalecemos las emociones.

Para la Psicología Cognitivo-Conductual la psicología


humana se expresa en tres niveles que están en interacción
constante, como muestra el esquema siguiente:

Afirmaciones positivas

Forma ya parte del saber popular que pensar en positivo nos hace sentirnos mejor, incluso
podemos encontrar en el mercado marcas que han hecho de las afirmaciones positivas una
forma de ‘branding’ y nos venden un producto apelando a la emoción. Así que si las
afirmaciones positivas se han vuelto tan populares ha de ser porque deben funcionar.
DETENCIÓN DEL PENSAMIENTO

Esta estrategia busca el control del pensamiento y puede ser utilizada antes, durante o
después de la situación que nos genera la emoción negativa. Se trata de que cuando
empieces a notarte, nervioso o alterado, prestes atención a los pensamientos que estás
teniendo, e identifiques las connotaciones negativas que tiene para ti. Una vez realizado
este pequeño análisis, date órdenes a ti mismo que busquen la interrupción del
pensamiento que evoca la emoción, como: “¡STOP!”, “¡Para!”, “¡Ya!”, “¡Basta!”. Tras esta
autoinstrucción sustituye los pensamientos detectados como negativos por afirmaciones
positivas.

ENSAYO MENTAL

A veces cuando una persona sabe que ha de hacer algo para la lo que no se siente seguro
de sí mismo, como hablar en público o realizar algún tipo de prueba, por ejemplo un
examen, anticipamos la ansiedad del momento y la instauramos en el momento actual, lo
que genera que la ansiedad ante el acto sea cada vez mayor, ya que con los pensamientos
negativos se refuerzan negativamente y se entra en una espiral ascendente.

CAMBIO DE PERSPECTIVA

Las personas tendemos a cometer dos grandes errores que pueden afectar a nuestro
equilibrio emocional. Por un lado somos egocéntricos y consideramos que nuestro punto
de vista es el único correcto o válido, y por el otro, otorgamos a los demás
intencionalidades que pueden no ser correctas. Esto nos puede llevar a discusiones o a
sentirnos mal sin motivo. Por eso intentar cambiar nuestra perspectiva sobre las personas
o los hechos puede ser útil. Hay varias formas para poder cambiar la perspectiva que
tenemos y adoptar otra diferente, a continuación expondré dos. .

Concluyendo

Las técnicas que he presentado en este escrito a pesar de


simples, han demostrado su eficacia en la práctica clínica, y
por ello pocos psicoterapeutas rehúsan de ellas en su
ejercicio profesional diario, pero como la mayoría de cosas en
la vida para convertirlo en una habilidad nuestra necesitan
practicarse. Si logras incorporarlas a tu repertorio de
conductas es muy probable que logres un mayor control de las emociones y
sentimientos que se afloren en tu día a día.
GLOSARIO DE PALABRAS DESCONOCIDAS

ANSIEDAD: Trastorno mental que se caracteriza por producir sensaciones de


preocupación, ansiedad o miedo, tan fuertes que interfieren con las actividades diarias de
quien las padece.

AUTORREGULACIÓN

Regulación de uno mismo.

CIBERNÉTICO, CIBERNÉTICA

De la cibernética o relacionado con ella.

CONTEXTO

Es el conjunto de circunstancias (materiales o abstractas) que se producen alrededor de un


hecho, o evento dado, que están fiablemente comprobadas; en los testimonios de personas
de reputación.

DEFICIENTE

Que no es lo suficientemente capaz o útil, especialmente por carecer de algo.

DEPRESIÓN:

Enfermedad o trastorno mental que se caracteriza por una profunda tristeza, decaimiento
anímico, baja autoestima, pérdida de interés por todo y disminución de las funciones
psíquicas.

DESREGULACIÓN

Acción de desregular.

DISFUNCIONAL

Del hecho o fenómeno que produce consecuencias contrarias al buen funcionamiento de un


determinado sistema social.

FLEXIBLE

Que puede ser doblado fácilmente sin que se rompa.

INHIBIR
Impedir o reprimir el ejercicio de facultades o hábitos.

REGULACIÓN

Es la acción y efecto de regular (ajustar o poner en orden algo, reglar el funcionamiento de


un sistema, determinar normas).

REEVALUACIÓN:

Se refiere al proceso y el resultado de volver a evaluar algo (es decir, a re-evaluarlo).

RECONSTITUCIÓN

Acción de reconstituir o reconstituirse.

REACTIVIDAD

Capacidad que tiene una sustancia de provocar determinadas reacciones químicas.