Está en la página 1de 5

2.

La obra indigenista de Ciro Alegría como fuente histórica sobre la situación de


las zonas rurales en el Perú a inicios del siglo XX

Ximena Troncoso nos explica que la corriente literaria indigenista tiene marcada
orientación hacia los planteamientos socioeconómicos de la nación peruana e intenta
buscar la solución al estado inhumano en que se encuentra el indígena, donde se proyectan
en novelas de protesta cuyos escritores tratan con diversas críticas el problema del indio
y su situación, problema que deviene desde la época colonial. En los temas de la obra
destacan por afrontar directamente argumentos económicos y sociales.

Durante el primer tercio del siglo XX, en la literatura peruana se desarrolló con gran
impulso la corriente literaria Indigenista donde puso de manifiesto un conflicto social
vivo y sin resolver durante siglos.

La corriente literaria indigenista llega a tener éxito debido a la renovación de los temas
tradicionales, siendo activos y ricos en países donde pervive una masa indígena que
mantiene parte de su cultura como en el caso del Perú y, en muchas ocasiones, conserva
todavía moldes económicos y sociales de la época colonial.

Por tanto la corriente literaria indigenista nos pone de relieve que en nuestros días
permanece la situación de sometimiento habida en la época colonial. Si bien, en el
momento actual los condicionamientos de opresión devienen de la oligarquía y del poder
político. En consecuencia, los indios están en condiciones ínfimas de suma pobreza al
negarles el amparo formal concedido por las antiguas leyes dadas todavía desde la época
colonial.1

En la obra “el mundo es ancho y ajeno” de Ciro Alegría, cuyo personaje principal es el
indio o el cholo, se halla encuadrada en la literatura de protesta sociopolítica e indigenista,
acompañada de un ligero comentario folklórica. Dicha obra fue acogida en Argentina,
Inglaterra, Francia y Chile, como explica Troncoso:

En Francia, André Maurois afirmó que, cuando leyó a Ciro Alegría, consideró
que la Literatura Hispanoamericana había alcanzado el protagonismo merecido
en el mundo de las letras y que ésta seguiría un imparable camino ascendente,
como ha quedado demostrado hoy en día.

Gracias a tales apreciaciones y dentro de la narrativa indigenista, El mundo es


ancho y ajeno consiguió un puesto preferente en este estilo, mediante el cual

1
Cfr. Troncoso 2005: 47
puso de manifiesto las costumbres, trabajos y luchas de los aborígenes, estas
últimas no cejaron desde la llegada de los conquistadores castellanos, al tiempo
que los valora positivamente y busca su reivindicación. (Troncoso 2005: 6).

La síntesis de dicha obra se encuentra en el primer capítulo, donde queda reflejada la


intencionalidad sociopolítica del autor y el fin es denunciar la marginalidad y opresión
sufrida por el indio.

En dicha obra se comprueba que si las leyes promulgadas por la Corona española para
protección de los indígenas no llegaron a buen fin, tampoco se ha resuelto el tema en el
presente, según lo afirma el autor peruano cuando dice en la obra de Ciro Alegría en su
prólogo que a más de cuatro siglos de la conquista y a más de uno de la independencia
de América, el problema indio, cuando existe, sigue siendo económico y social, y su
entera resolución será cosa de tiempo, aliado de los indios mismos.2

Ciro Alegría no sólo es un escritor, sino también un político y como político exiliado3
toca estos temas políticos y sociales con mucha meditación y profundidad, por ello
cuando toca al Perú como escenario, donde se ubica su obra, es uno de los países
hispanoamericanos en el cual la integración en la sociedad de la gran masa indígena queda
como un tema de acontecimiento social pendiente. Estas circunstancias de
acontecimientos, al objeto de no ser extinguidos o resueltos, llegaron a refugiarse en las
regiones más inexpugnables como los andes o la selva generando todo el problema de los
indígenas.4

Ximena Troncoso también nos explica que en una investigación histórica siempre es
imprescindible cruzar diversas fuentes archivísticas, pero el problema se da cuando
intentamos profundizar en el estatus y mentalidad de una sociedad o grupo marginado,
como es la situación de los indígenas peruanos, debido a que no se encuentra ningún dato
en las fuentes archivísticas. En este aspecto la consulta de la Literatura resulta un método
eficaz, esto debido a que hay vínculos que une la Literatura con la Historia social, por
tanto ésta es considerada como un factor importante para descubrir facetas que
escasamente pueden hallarse en los documentos archivísticos como son: mentalidad,

2
Cfr. Troncoso 2005: 48-49
3
Cfr. Troncoso 2005: 51
4
Cfr. Troncoso 2005: 53
costumbres, aspectos ideológicos, el cotidiano vivir de la masa anónima, además se
pueden encontrar cuestiones políticas, económicas y sociales.

De esta manera concluimos que una obra literaria resulta ser una magnífica herramienta
de trabajo para el historiador, mediante la cual amplía sus conocimientos acerca de la
mentalidad, obviando los aspectos idealizados, a la vez los escenarios subyacen en los
movimientos socioeconómicos, políticos y culturales.

Bajo esta premisa, la obra de Ciro Alegría supone una fuente documental que, tratándose
con un juicio metodológico necesario, se puede tomar en cuenta para entender y analizar
la precaria existencia del mundo indígena y de la cual no se tiene mucha información.5

Ciro Alegría, en su obra “el mundo es ancho y ajeno” de corriente indigenista, nos
muestra el problema de la tierra, a través de la vida comunitaria de Rumi, el despojo de
los indígenas de sus tierras y su posterior destrucción por la codicia del latifundismo
voraz, dentro de una estructura social propicia al abuso y a la injusticia legalizada. De
esta manera describe sin rodeos la realidad de algunos pueblos indígenas en los que se ha
dado una transculturación castellano-india, a la vez que presenta una protesta social
inserta en el marco político del momento frente a la marginalidad y opresión sufrida por
el indio. 6

También nos evidencia una serie de aspectos de la realidad peruana donde hubo una
ruptura sociocultural desde la venida de los españoles dado desde el siglo XVI y cuyas
consecuencias siguen estando presentes aún hasta hoy día.

Ximena Troncoso, a diferencia de Siebermman nos explica sobre las explotaciones e


injusticias que se vivían en las zonas rurales del Perú a inicios del siglo XX, como por
ejemplo los abusos e injusticias que cometían los gamonales y hacendados al quitarle sus
tierras a la comunidad indígena, hecho que provocó a que tuvieran que migrar a las
ciudades como Lima.7

Nos recalca sobre la experiencia trágica que viven muchos de los indígenas por migrar
a las ciudades para ganarse la vida, sufriendo la más cruel explotación, padeciendo

5
Cfr. Troncoso 2005: 54
6
Cfr. Troncoso 2005: 54-55
7
Cfr. Troncoso 2005: 57
enfermedades y hasta la muerte; todos estos hechos a raíz de la violencia y la
discriminación de la sociedad civilizada de los blancos y mestizos hacia el hombre
andino. Además, el último mensaje que transmite esta novela se trata de que para el indio
la comunidad es el único lugar apto para este. Concluyendo el autor que el mundo es
inmenso, pero siempre ajeno a los problemas que pasan los comuneros indios como
sucede hasta la actualidad.8

Este fenómeno social de la migración masiva de los indígenas a las ciudades dio lugar a
la concentración demográfica de las ciudades y en cuanto al entorno político de los años
30, también se llegaba a producir un fenómeno particular, el de la penetración del
Capitalismo en los países subdesarrollados como el nuestro; como consecuencia de estos
dos hechos, dieron lugar a que se produjera una organización del movimiento obrero, la
formación de sindicatos y la presencia de las masas populares en la escena política.9

Recordemos también que se acaba de dar fin al Oncenio de Leguía y al año siguiente sale
elegido el comandante Luis M. Sánchez Cerro que dos años después fue asesinado y en
el 33 asumió Oscar R. Benavides durante 6 años; un gobierno que trajo cierta tranquilidad.
Luego de Sánchez seguiría Manuel Prado hasta 1945, cuyo gobierno coincidiría con la
Segunda Guerra Mundial que repercutiría favorablemente en la economía de nuestro país.

8
Cfr. Troncoso 2005: 57-58
9
Cfr. Troncoso 2005: 52
Referencias Bibliográficas
TRONCOSO ARAOS, Ximena (2005). El mundo es ancho y ajeno, de Ciro Alegría: Traducción
y traición en la novela indigenista, pp.47-61 (consulta el 10 de setiembre del
2016)(http://www.scielo.cl/pdf/actalit/n31/art05.pdf).(documento suelto).