Está en la página 1de 12

PROCEDIMIENTO PARA DENUNCIAR

FUMIGACIONES CON
AGROTÓXICOS/AGROQUÍMICOS

PROTOCOLO DE DENUNCIAS EN
PROVINCIA DE BUENOS AIRES

(Dedicado a todas las personas comprometidas con la protección del medioambiente, en


especial a esos ambientalistas valientes que integran e impulsan la campaña “Paren de
Fumigarnos” )

- Red de Abogados de Pueblos Fumigados –


e-mail: abogadxspueblosfumigados@gmail.com

1
INTRODUCCIÓN
Para defender nuestros derechos, primero debemos conocerlos.
Luego saber cuáles son los procedimientos legales para hacerlo.
Para lo cual, debemos saber que en el Derecho, además de tener razón, hay que poder
probarlo.
Este protocolo consta de dos partes. Una abocada a informarte sobre cuáles son tus
derechos y una segunda para informarte cómo proceder y poder defenderte frente a una
fumigación con agrotóxicos.
Bueno, vamos a lo primero: INFORMACIÓN LEGAL (y si ahora te están fumigando,
arranca con la segunda parte, que es, como denunciar la fumigación y asegurar las
pruebas de que están violando derechos humanos como el Derecho a la Salud y a gozar de
un ambiente sano.

PRIMERA PARTE: INFORMACIÓN LEGAL.


Lo primero que debemos saber es que tenemos derecho a gozar de un ambiente sano,
equilibrado, apto para el desarrollo humano y para que las actividades productivas
satisfagan las necesidades presentes sin comprometer las de las generaciones futuras; y
tienen el deber de preservarlo (Art. 41 de la Constitución Nacional)1.
También tenemos Derecho a la protección de la salud y las autoridades tienen el deber
de garantizarnos esos Derechos2.
Adelantamos la mencionada protección, no la están cumpliendo, pese a que existen
muchas leyes que establecen medidas de protección, precaución y prevención de daños al
Ambiente y a la Salud3. Los funcionarios que tiene el deber legal de velar por la protección
de los mencionados Derechos, optan por una posición cómoda, la de no hacer nada, aun
estando obligados a tomar medidas tendientes a prevenir los daños. Hoy dependerá de

1
Artículo 41 de La Constitución Nacional: “Todos los habitantes gozan del derecho a un ambiente sano,
equilibrado, apto para el desarrollo humano y para que las actividades productivas satisfagan las
necesidades presentes sin comprometer las de las generaciones futuras; y tienen el deber de preservarlo.
El daño ambiental generará prioritariamente la obligación de recomponer, según lo establezca la ley. Las
autoridades proveerán a la protección de este derecho, a la utilización racional de los recursos naturales, a la
preservación del patrimonio natural y cultural y de la diversidad biológica, y a la información y educación
ambientales…”(sigue)
Artículo 42 de La Constitución Nacional: “Los consumidores y usuarios de bienes y servicios tienen derecho,
en la relación de consumo, a la protección de su salud, seguridad e intereses económicos; a una información
adecuada y veraz; a la libertad de elección, y a condiciones de trato equitativo y digno. Las autoridades
proveerán a la protección de esos derechos… (sigue).”
2
Artículo 42 de La Constitución Nacional: “Los consumidores y usuarios de bienes y servicios tienen derecho,
en la relación de consumo, a la protección de su salud, seguridad e intereses económicos; a una información
adecuada y veraz; a la libertad de elección, y a condiciones de trato equitativo y digno. Las autoridades
proveerán a la protección de esos derechos… (sigue).”
3
Dichas normas de detallan en el presente acápite del Protocolo.

2
nosotros de instarlos a que cumplan con sus deberes de funcionarios públicos, haciendo
las denuncias pertinentes, ofreciendo las pruebas necesarias para constatar los hechos,
conservando constancias4 de haber hecho denuncias o haber ofrecido pruebas.
Y en el caso de que continúen en esa actitud omisiva, si contamos con las pruebas de ello,
podremos denunciarlos penalmente por “Incumplimiento de deberes de funcionarios
públicos conf. Código Penal arts. 248 y 249, ante un Fiscal.
No debemos olvidar que los Derechos que se están afectando son el Derecho a la Vida, el
Derecho a La Salud, el Derecho a Gozar de un Ambiente Sano entre otros, y son “Derechos
Humanos”, y como tales gozan de la máxima protección por parte del Estado.
Con lo cual, nadie tiene derecho a ganar dinero a costa de poner en riesgo nuestra salud,
la de nuestros hijos, las generaciones futuras y al ambiente. ES ILEGAL, GANAR
PLATA A CONSTA DE LA SALUD Y EL AMBIENTE DE LOS DEMAS.
Nuestro régimen legal nos garantiza el goce de los derechos humanos mencionados, a
través del efectivo cumplimiento de un conjunto de “REQUERIMIENTOS LEGALES
OBLIGATORIOS” -que detallaremos a continuación- que son para prevenir los daños al
ambiente y a la salud de la población.
Estos requerimientos que surgen de leyes nacionales, provinciales, decretos, resoluciones
ministeriales y ordenanzas municipales5.
Estos requerimientos legales se deben cumplimentar en forma previa al inicio de cualquier
actividad que sea susceptible de dañar al ambiente6, asegurando que dicha actividad no
dañe el ambiente ni la salud de los demás.
Este conjunto de requerimientos legales (que son de sentido común) en el caso de las
fumigaciones con agrotóxicos se encuentran todos incumplidos, porque quienes deben
controlar, no lo hacen, que desde nuestro punto de vista incurren en el delito de
incumplimiento de funcionario público7 y cómplice como partícipe necesario en el delito
de contaminación del ambiente con residuos peligrosos. (arts. 55 a 58, Ley 24.051).

CUÁLES SON LOS “REQUERMIENTOS LEGALES PARA PREVENIR DAÑOS” EN


CASO DE FUMIGACIÓN

1° EVALUACIÓN DE IMPACTO AMBIENTAL (previo al inicio de la actividad


susceptible de dañar el ambiente, y por ende la salud pública) arts. 10 a 23 de la ley 11.723.
Este es un requerimiento general para cualquier actividad potencialmente dañosa al

4
Las constancias más usuales son copias de los escritos que presentamos selladas y firmadas por la
autoridad que las recibió, lo cual se convierte en una prueba de que le exigimos a la autoridad a que tome
alguna medida, y pone en evidencia que la autoridad está sabiendo de tal o cual situación, lo cual les puede
generar responsabilidad por incumplimiento de funcionario público si debía tomar alguna medida y no lo
hace.-
5
Estos requerimientos legales son llamados “Herramientas de la Política Ambiental” surgen de: “Ley 25.675
“Ley General del Ambiente”; Ley Provincial N° 11.723 “Ley General del ambiente de la Provincia de Buenos
Aires”, Ley 11.720 “de Residuos Especiales”, Ley 10.699 “de Protección De La Salud Humana, Los Recursos
Naturales y la producción agrícola través de la correcta y racional utilización de agroquímicos”, Código de
Aguas de la Pcia. de Buenos Aires, entre otras.
6
El uso masivos de semillas transgénicas junto el volcados de miles de litros de sustancias toxicas como son
los pesticidas (encima mesclados, producen efectos sinérgicos desconocidos) NO SE ENCUENTRA EXCENTO
DE LOS REQUERIMIENTOS DE PREVENCIÓN DE DAÑOS AL AMBIENTE.
7
Incumplimiento de deberes de funcionarios públicos conf. Código Penal arts. 248 y 249.

3
ambiente, es más con este procedimiento podemos la inocuidad o peligrosidad de una
actividad en relación al ambiente.
EXPLICACIÓN:

LA EVALUACIÓN DE IMPACTO AMBIENTAL Y EL USO MASIVO DE


PESTICIDAS.
El “deber de conservarlo y protegerlo”, (al ambiente) se materializa previniendo el
daño ambiental por su especial naturaleza de difícil sino imposible
recomposición.
A tal efecto, el derecho ambiental estableció la obligación de completar “en forma
previa” al inicio de cualquier actividad “susceptible” de generar un daño al
ambiente, un “procedimiento técnico administrativo”,
denominado EVALUACIÓN DE IMPACTO AMBIENTAL (EIA), por el cual el
Estado en su función de contralor en materia de protección del medio ambiente
asegura que dicha actividad dañe al ambiente ni a la salud de modo tal que afecte
los derechos tutelados por las mandas constitucionales.
Dicho procedimiento de Evaluación de Impacto Ambiental (EIA) se inicia con la
presentación de un “Estudio de Impacto Ambiental”, por parte del interesado de
la obra y/o actividad, ante la Autoridad Administrativa de Aplicación de la Ley
11.723, que en la actualidad es el Organismo Para el Desarrollo Sustentable
(OPDS) o el Municipio si suscribió un convenio al respecto con el OPDS, el cual
debe evaluar los datos técnicos, y el procedimiento finaliza con un acto
administrativo llamado declaración de impacto ambiental (DIA) por el cual el
Estado autoriza o rechaza a la obra y/o actividad, y en el caso de autorizarla,
puede establecer los condicionamientos de su realización.
El inicio de una obra y/o actividad susceptible de generar un daño al ambiente
sin la “Declaración de Impacto Ambiental” carece de “aptitud ambiental”,
deviniendo en “ilegal” y adquiriendo la calidad de “clandestina”, debiendo en
los términos del art. 23 de la ley 11.723 “… ser suspendida por la autoridad ambiental
provincial o municipal correspondiente. En el supuesto que éstas omitieran actuar, el
proyecto podrá ser suspendido por cualquier autoridad judicial con competencia
territorial sin perjuicio de la responsabilidad a que hubiere lugar…”, conforme lo
establece.
Esta obligación –la de realizar la evaluación de impacto ambiental y obtener la aptitud
ambiental a través de la DIA en forma previa- se encuentran reguladas a nivel
nacional en la ley 25.675 “Ley General de Ambiente” (arts. 11 a 13) y en la
Provincia de Buenos Aires en la ley 11.723 “Ley General Del Ambiente De La
Pcia. De Bs. As.” (arts. 10 a 24).-
Es indispensable tener presente que es imposible poder tomar las
prevenciones y precauciones necesarias para evitar los daños al ambiente sino
se realizan las EIA.
Las Evaluaciones de Impacto Ambiental son como los estudios médicos
necesarios para que un médico pueda establecer un diagnóstico adecuado, que
sin los mismos resulta imposible.-
Con lo cual, podemos concluir, que tanto los usuarios de agroquímicos -que
obtienen ganancias pecuniarias usando plaguicidas- tienen el deber constitucional de

4
prevenir los daños al ambiente como a la salud que dicha actividad pueda
ocasionar, y en el caso de haberlo producido tienen el deber de recomponerlo.

2° LOS REQUERIMIENTOS DE LEY 10.699 “LEY DE PROTECCIÓN DE LA SALUD


HUMANA, LOS RECURSOS NATURALES Y LA PRODUCCIÓN AGRÍCOLA A TRAVÉS
DE LA CORRECTA Y RACIONAL UTILIZACIÓN DE AGROQUÍMICOS” Y SU DEC.
REGL. 499/91.

Esta ley provincial, reconoce expresamente la peligrosidad de la actividad agroquímica en


su Art. 1º “Son objetivos de la presente ley la protección de la salud humana, los recursos naturales
y la producción agrícola a través de la correcta y racional utilización de los productos mencionados
en el artículo siguiente, como así también evitar la contaminación de los alimentos y del
medio ambiente.”.
Esta ley, junto a su decreto reglamentario N° 499/91, establecen un conjunto de
obligaciones y prohibiciones en materia de protección del ambiente en relación al uso de
agroquímicos tales como contar con en forma previa al inicio:
PARA FUMIGAR DEBEN CONTAR CON:
a) La inscripción pertinente y autorización (art. 22 a 27; 35 a 37 del Dec. Reg. 499/91)
b) Personal capacitado y registrado (art. 28 del Dec. Reg. 499/91)
c) El acta de trabajo requerida para tareas de fumigación, (art. 29 a 32 del Dec. Reg.
499/91).
d) La receta agronómica correspondiente (art. 29 a 32 del Dec. Reg. 499/91).-
Este conjunto de obligaciones, actualmente no se están cumpliendo con regularidad. Y es
notable la ausencia del Estado en el ejercicio de su deber de control, evidenciando así una
notable falla en la prevención de daños ambientales.-
Tiene prohibición de fumigación aérea de fumigar a 2000 kms. de centros poblados (art.
8 de ley 10.699 y arts. 39 a 49 del Dec. Reg. 499/91)
Estas obligaciones legales actualmente no se están cumpliendo en la mayoría de las
aplicaciones de “biocidas” en la Provincia de Buenos Aires.-

3° DEBEN CUMPLIR CON LOS REQUERIMIENTOS DE LA LEY 11.720 REGIMEN DE


“RESIDUOS ESPECIALES”, PORQUE LOS BIDONES VACIOS DE AGROTOXICOS
SON RESIDUOS PELIGROSOS.

La regulación jurídica ambiental en materia de residuos peligrosos en la Pcia. de Buenos


Aires, se constituye por un sistema normativo integrado varias leyes:
1.- La ley 25.612 “Ley de Presupuestos Mínimos de Protección Ambiental sobre la Gestión
Integral de Residuos de Origen Industrial y de Actividades de Servicio”.
2.- La ley 24.051 “Ley de Residuos Peligrosos”, en sus normas vigentes por remisión de de
la normativa local vigente (ley 11.720).
3.- La ley provincial N°11.720 “Ley de Residuos Especiales”.
4.- Resolución 40/2014 del OPDS. (muy valiosa porque reconoce expresamente que los
bidones de agrotóxicos son residuos peligrosos)
Las cuales, conforman un “sistema normativo específico” que debe aplicarse sobre la base
de otro sistema normativo más general, conformado por el conjunto de normas jurídicas
ambientales de mayor jerarquía, o sea emanadas de las constituciones nacional y
provincial, de los tratados internacionales y de las leyes generales del ambiente (tanto

5
nacional como local) las cuales establecen deberes legales, principios y normas del
Derecho Ambiental.
El régimen de residuos peligrosos, establece la operatividad del mismo en relación a los
envases vacíos de biocidas, a través de los arts. 1º, 3º de la Ley 11.720 “de Residuos Especiales
de la Pcia. de Buenos Aires”; Su Anexo I, en su punto “Y) 4” que dice “…Desechos resultantes
de la producción, la preparación y utilización de biocidas y productos fitosanitarios…”; y en
el anexo II: “LISTA DE CARACTERISTICAS PELIGROSAS” que señala en:

6.1 H6.1 Tóxicos (venenos) agudos: Sustancias o desechos que pueden


causar la muerte o lesiones graves o daños a la salud humana, si
se ingieren o inhalan o entran en contacto con la piel.
9 H11 Sustancias tóxicas (con efectos retardados o crónicos): Sustancias o
desechos que, de ser aspirados o ingeridos o de penetrar en la piel
pueden entrañar efectos retardados o crónicos, incluso la
carcinogenia.-
9 H12 Ecotóxicos: Sustancias o desechos que, si se liberan, tienen o
pueden tener efectos adversos inmediatos o retardados en el
ambiente debido a la bioacumulación o los efectos tóxicos en los
sistemas bióticos.-

Y si quedara alguna duda sobre su encuadramiento en el mencionado “régimen de


residuos especiales”, dado que hay mentes obstinadas en ese sentido, su encuadramiento
en el régimen de residuos especiales de la ley 11.720 se encuentra expresamente
reconocido en la Resolución 40/2014 del OPDS, del 10 de Junio del 2014, en sus arts. 5 y 6.
Además dicha norma reconoce la gravedad de la problemática en los siguientes términos
“… la actividad agropecuaria es una de las más importantes en la provincia y como resultado de ella
se producen anualmente aproximadamente cinco millones de envases vacíos de agroquímicos…” .
Con lo cual los envases vacios de que contuvieron agroquímicos son residuos peligrosos
expresamente contemplados en la ley 11.720 de residuos especiales. (conf. Ley 11.720 y ley
24.051), por lo tanto esta actividad queda sometida al régimen de “residuos especiales”
emergente de ley 11.720.
Es de vital importancia para la salubridad ambiental el debido control de la disposición
final de los recipientes y bidones contaminados con agroquímicos y la
pertinente inscripción de los generadores de residuos especiales en el “registro de
generadores de residuos especiales” de los usuarios de agroquímicos.-
Dicho plexo normativo, es plenamente operativo a los residuos peligrosos que genera la
aspersión de agroquímicos, dado que sus recipientes vacíos, conocidos como “bidones”,
resultan ser muy tóxicos y peligrosos para el ambiente y la salud de los habitantes.-
Luego de un arduo examen de la normativa contenida en la ley 11.720, no existe ninguna
norma legal que los excluya.-
Con lo cual es claro que quien utiliza agroquímicos es “generador de residuos especiales” en
los términos de art. 23 de la ley 11.720, en relación a sus desechos, entre los que
encontramos a los recipientes vacíos (los bidones) que contuvieron a los agroquímicos.-
Por lo tanto:
La primera obligación que tiene un aplicador de agroquímicos en relación a los bidones
vacíos de pesticidas es “inscribirse en el Registro de generadores de residuos peligrosos”.

6
Por lo tanto el “generador” queda compelido a cumplir con las obligaciones que
estatuye la normativa de la ley, entre las cuales se encuentran:
a. Pagar la tasa estipulada en el art. 4 (ley 11.720)
b. Inscribirse en el Registro Provincial del art. 7.
c. Contar con certificado de habilitación especial (…instrumento que
acredita en forma exclusiva, la aprobación del sistema de manipulación, transporte,
tratamiento, almacenamiento o disposición final que los inscriptos aplicarán a los residuos
especiales…) conf. arts. 8, 9 y 11.
d. La conformación de las declaraciones juradas y “manifiestos” que
permitan acreditar en forma fehaciente que se han cumplido realmente con las
medidas de seguridad ambiental en relación al transporte y disposición final de
los residuos especiales en Pcia. de Buenos Aires, conf. arts. 20, 21 y 22.
e. Cumplir con las obligaciones establecidas por el art. 25 de la ley.
f. El municipio debe cumplir con su obligación del art. 49 en materia
de Almacenamiento transitorio.
g. Delitos en materia de residuos especiales en Pcia. de Bs. As. art. 51.
h. Sanciones administrativas arts. 52 y 53.
i. Obligación por parte de la autoridad de aplicación provincial,
nacido del deber de fiscalización, como así también el ejercicio de “poder de
policía”, crear un sistema de información, evaluar los estudios de impacto
ambiental Art. 58 de ley 11.720.
De ninguna manera la Ley Nº 10.699/88 (Ley Provincial de Agroquímicos) puede ser
entendida como una norma excluyente o eximente a los aplicadores de agroquímicos de
los deberes y obligaciones que establecen otras normas de protección ambiental, como son
la ley 11.720, 11.732 y demás normas legales de protección ambiental.
Primero porque no surge de su plexo normativo un precepto que exima al usuario de
“biocidas” del régimen general de tutela ambiental, y en el supuesto de existir una norma
en ese sentido, dicha disposición seria contrariaría al objetivo esencial de la norma, del
ordenamiento jurídico ambiental tanto nacional como provincial, del Orden Publico
Ambiental, resultando a todas luces inconstitucional.-
Volviendo a la ley 11.720, conforme dicha normativa, el Estado local debe hacer cumplir
el procedimiento para la eliminación y minimización de los envases vacios (bidones), por
su carácter de residuos peligrosos y/o especiales (conf. ley 24051 de “residuos peligrosos”
y su Dec. Reglamentario 831/93 y la ley provincial 11.720 de “Residuos Especiales”).-

Existen más requerimientos legales y normas tuitivas del ambiente en relación a las
fumigaciones, como son:

4° SE DEBE GARANTIZAR EL CUMPLIMIENTO DE LA LEY 5.965 “LEY DE


PROTECCIÓN A LAS FUENTES DE PROVISIÓN Y A LOS CURSOS Y CUERPOS
RECEPTORES DE AGUA Y A LA ATMÓSFERA”: Que en su art. 2º que establece:
“Prohíbase a las reparticiones del Estado, entidades públicas y privadas y a los particulares, el envío
de efluentes residuales sólidos, líquidos o gaseosos, de cualquier origen, a la atmósfera, a
canalizaciones, acequias, arroyos, riachos, ríos y a toda otra fuente, cursos o cuerpo receptor de
agua, superficial o subterráneo, que signifique una degradación o desmedro del aire o de las aguas de
la provincia, sin previo tratamiento de depuración o neutralización que los convierta en inocuos e
inofensivos para la salud de la población o que impida su efecto pernicioso en la atmósfera y la

7
contaminación, perjuicios y obstrucciones en las fuentes, cursos o cuerpos de agua.”. También, se
prohíbe el desagüe de líquidos residuales a la calzada (Art. 3). Entonces hasta tanto y en
cuanto no se garantice que la aspersión de agroquímicos no signifiquen una degradación o
desmedro a canalizaciones, acequias, arroyos, riachos, ríos y a toda otra fuente, cursos o
cuerpo receptor de agua, superficial o subterráneo de la provincia, la actividad
degradante debe ser suspendida.-
El Decreto 2009/60 (reglamentario de la Ley 5965) regula las condiciones mínimas
que deben reunir las descargas directas o indirectas a cursos o fuentes de agua.-
El Art. 8 prevé que: No se permitirá expeler a la atmósfera efluentes gaseosos tales como
polvos, nieblas, humos, vapores o gases nocivos o irritantes u otros tipos de residuos aeriformes, que
causen o puedan causar perjuicio, detrimento o hacer peligrar el bienestar, la salud o seguridad de
las personas, bienes o cosas.
El Art. 53 establece que: “…Queda expresa y terminantemente prohibido, la descarga o
inyección, por cualquier medio, de todo tipo de residuo a napas de agua subterránea…”
El Art. 61 establece que: Queda prohibido todo desagüe de líquidos residuales a la
calzada.-

5° SE DEBE GARANTIZAR EL CUMPLIMIENTO DE LEY 12.257 “CÓDIGO DE


AGUAS DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES”: En lo que aquí respecta, prevé que:
Las sustancias, los materiales y la energía susceptibles de poner en peligro la salud humana o de
disminuir la aptitud del agua para satisfacer los usos, no podrán introducirse en el agua ni colocarse
en lugares de los que puedan derivar hacia ella, sin permiso de la Autoridad del Agua (art. 104).
Por su parte, el Art. 105 del Código de Aguas establece que: Cuando la Autoridad del
Agua deba sanear un área que fue contaminada, los costos que estas acciones demanden serán
posteriormente exigibles a los responsables de dicha contaminación.-
Con lo cual a esta altura de la exposición podemos decir lo que dijimos al inicio de la
exposición, acá no se están cumplimiento con el derecho ambiental, y los principales
responsables de este genocidio y desastre ambiental por contaminación con agrotóxicos
son el Estado, los productores de estas sustancias contaminantes y los aplicadores de las
mismas, casualmente, son quienes obtienen ganancias pecuniarias extraordinarias con el
uso de los mismos, a costa de la salud y el ambiente de las generaciones presentes y
futuras.

TENER MUY PRESENTE LA CONSTITUCIÓN DE LA PROVINCIA DE


BUENOS AIRES.

La actividad agropecuaria tal como se encuentra planteada hoy basada en el uso de


agrotóxicos y semillas modificadas genéticamente es completamente inconstitucional,
primero lugar porque nadie tiene derecho a lucrar a costa de la salud y el ambiente del
resto de los habitantes.-
La Constitución de la Pcia. de Bs. As. lo prohíbe expresamente en su artículo 27, que
se transcribe a los efectos de una correcta ilustración:

“… Artículo 27.- La libertad de trabajo, industria y comercio, es un derecho asegurado


a todo habitante de la Provincia, siempre que no ofenda o perjudique a la moral o a la
salubridad pública, ni sea contrario a las leyes del país o a los derechos de tercero…”

8
Y en segundo lugar, porque en caso de dudas sobre sus efectos contaminantes y
dañosos al ambiente y a la salud de la población, tampoco se están cumpliendo con todos
los recaudos y requerimientos legales en materia de protección ambiental.-

El artículo que reconoce nuestros Derechos Ambientales es el Artículo 28 que dice:


“… Los habitantes de la Provincia tienen el derecho a gozar de un ambiente sano y el deber de
conservarlo y protegerlo en su provecho y en el de las generaciones futuras.
La Provincia ejerce el dominio eminente sobre el ambiente y los recursos naturales de su
territorio incluyendo el subsuelo y el espacio aéreo correspondiente, el mar territorial y su lecho, la
plataforma continental y los recursos naturales de la zona económica exclusiva, con el fin de
asegurar una gestión ambientalmente adecuada.
En materia ecológica deberá preservar, recuperar y conservar los recursos naturales,
renovables y no renovables del territorio de la Provincia; planificar el aprovechamiento racional de
los mismos; controlar el impacto ambiental de todas las actividades que perjudiquen al ecosistema;
promover acciones que eviten la contaminación del aire, agua y suelo; prohibir el ingreso en el
territorio de residuos tóxicos o radiactivos; y garantizar el derecho a solicitar y recibir la adecuada
información y a participar en la defensa del ambiente, de los recursos naturales y culturales.
Asimismo, asegurará políticas de conservación y recuperación de la calidad del agua, aire y
suelo compatible con la exigencia de mantener su integridad física y su capacidad productiva, y el
resguardo de áreas de importancia ecológica, de la flora y la fauna.
Toda persona física o jurídica cuya acción u omisión pueda degradar el ambiente está obligada
a tomar todas las precauciones para evitarlo.”.
Con lo cual, cualquier ley, decreto, reglamento u ordenanza de que ordene o
permitiera algún acto que viole los Derechos Humanos que nos reconoce tanto la
Constitución Nacional como la Provincial debe ser declarado inconstitucional por un Juez,
tal como lo prescribe el artículo 57 de la Constitución de Provincia de Buenos Aires que
dice expresamente:

Artículo 57.- Toda ley, decreto u orden contrarios a los artículos precedentes o que
impongan al ejercicio de las libertades y derechos reconocidos en ellos, otras restricciones
que las que los mismos artículos permiten, o priven a los ciudadanos de las garantías que
aseguran, serán inconstitucionales y no podrán ser aplicados por los jueces. Los individuos
que sufran los efectos de toda orden que viole o menoscabe estos derechos, libertades y
garantías, tienen acción civil para pedir las indemnizaciones por los perjuicios que tal
violación o menoscabo les cause, contra el empleado o funcionario que la haya autorizado o
ejecutado.-

SEGUNDA PARTE: COMO DENUNCIAR LAS


FUMIGACIONES

– FUMIGAN: QUE HACER.

1° recomendación: No nos olvidemos de que en el Derecho además tener


razón hay que poder probarlo, porque que vamos a tomar varias medidas
para generar pruebas en el momento de la fumigación.

9
2° recomendación: Tener un cuaderno y una lapicera para tomar nota de las
personas con quien se habló, fechas, y organismos (es muy importante)

1° MEDIDA – HACER UNA DENUNCIA:

Llamar por teléfono o presentarse personalmente en la Policía Rural y/o Policía normal si
no sabemos el número de la Policía Rural para pedirles el número de teléfono la Policía
Rural, y si no hay Policía Rural hacer directamente la denuncia a la Policía común.
Antes que comenzar a contar el problema, pedirle a quien atiende el teléfono que nos diga
con quien tenemos el gusto de hablar (le pedimos que se identifique), así en caso que no
quiera darle curso a la denuncia saber con quién hablamos, a los efectos de denunciar tal
situación a los superiores jerárquicos y/o a los fiscales (que son quienes los controlan).
La policía tiene obligación de tomar la denuncia y de constituirse en el lugar a los
efectos de constatar si se esté cometiendo algún delito o falta contravencional
(provincial o municipal) y labrar las actas de los visto y sucedido.
Esas actas son pruebas, por eso, debemos participar activamente en la confección de las
mismas y siempre pedir copias de las mismas.
En caso el caso que el policía no quiera tomar la denuncia: Como ya tenemos sus datos,
le informamos, que se lo va a denunciar ante la Fiscalía y ante el comisario si mantiene esa
actitud ilegal. Y si no depone su actitud, se pide hablar con el comisario, y también, se
llama a la Fiscalia, para hacer la denuncia del “impedimento a radicar una denuncia”. A
lo cual es muy valioso contar pruebas. Tales como testigos del impedimento, testigos de la
fumigación, elaborar un acta como se detallar abajo junto con los testigos, y tomar fotos y
filmación de la fumigación.

2° COMO HACER UNA DENUNCIA Y/O ACTA BIEN HECHA.

Lo primero que debemos saber es que dicha “acta policial” -que es el instrumento que inicia
un expediente tendiente a investigar la posible comisión de un delito o una contravención- va a ser
nuestra prueba central principal de la fumigación. –
Lo segundo que debemos tener en cuenta es que una vez finalizada la fumigación sin que
haya venido la policía, y haya constado la fumigación y haya labrado las actas
correspondientes será muy difícil probar el hecho (fumigación).
Con lo cual, es necesario requerirle al personal policial que concurra rápidamente y junto
al personal policial comenzar a labrar las actas y recabar las pruebas. Sino, habrá que
comenzar a generar las pruebas de la fumigación junto con testigos, fotos, filmaciones y
certificados médicos del Hospital, en caso de haberse producido daños a la salud con la
fumigación, para luego con esas pruebas concurrir a un destacamento policial y/o fiscalía
y hacer la denuncia pertinente.-

3° QUE DEBE CONTENER EL ACTA POLICIAL:

El acta debe contener:


1.- Lugar donde se está realizando el acta y la fumigación.
2.- Día, hora, condiciones climáticas, de ser posible temperatura, dirección de los vientos,
humedad.

10
3.- Individualizar el campo fumiga: dueño, ubicación, extensión, distancias de las
viviendas, vecinos, cursos de aguas, escuelas, y demás datos que sean útiles para situar e
individualizar el campo y sus vecinos, su distancia con respecto al ejido urbano y
viviendas cercanas. A los efectos de dar mayor efectividad a la denuncia, resulta
importante sumar a vecinos que se encuentren también afectados, coordinando denuncias
conjuntas. Asimismo, contar con testigos que hayan presenciado el hecho servirá para dar
mayor impulso al reclamo.
4.- Métodos de fumigación (aérea, terrestre) empleado, individualizar el vehículo
utilizado para la aplicación (de ser posible), n° de patente, marca, modelo, titular del
mismo, solicitar las autorizaciones para utilizarlo en fumigaciones (porque los vehículos
requieren autorización especial), sacarle fotos y filmarlo, si es posible, para luego
incorporar dichas pruebas al expediente que se está dando inicio con la presente acta.
5.- Individualizar el “conductor del fumigadora”, o sea quien está manejando la
máquina: su dni, su edad, para quien trabaja, que instrucciones tiene, requerirle las
autorizaciones para fumigar, que denuncie que sustancias esta echando, con que mezclas,
que exhiba los bidones, y se tomen fotos de los marbetes, e que consten en las actas los
dichas del conductor, como así también las sustancias que está volcando, y que informe
como y donde limpian el “mosquito” y sus tanques. (Todo esto para evitar que luego
digan que solo estaban regando el pasto).
6.- Individualizar las sustancias que está esparciendo: Tomar datos de los bidones, actas
de trabajo, recetas agronómicas, y preguntarle que hace luego con los bidones, tomar fotos
y filmar si es posible, para luego incorporarlo a la causa.
7.- Denunciar las afecciones a la salud, en caso de existir: En el caso de que haya
personas con problemas de salud derivados de la fumigación, denunciarlo, concurrir al
Hospital a los efectos de recibir atención médica y constatar las lesiones, y para eso,
requerir un certificado médico, que se incorporará luego al expediente como prueba.
8.- Incorporar la mayor cantidad de testigos de ser posible. Y luego pedir una copia del
acta, así conservamos una constancia oficial de lo sucedido, lo cual va a obligar a las
autoridades a investigar el hecho.

4° PARA QUE SIRVE ESTA DENUNCIA, SUS ACTUACIONES Y EL ACTA


POLICIAL:

Estas actas, estas actuaciones policiales, este expediente que se formará para la
investigación correspondiente de hecho denunciado, es útil, para hacer las las pertinenes
denuncias ante:

1° Una Fiscalía si existe la posible comisión de un delito, como puede ser:


a.- Contaminación con residuos peligrosos (conf. arts. 56 a 58, Ley 24.051 “Régimen Penal”
de ley de Residuos Peligrosos)
b.- Y/o Incumplimiento de Funcionarios Publico Incumplimiento de deberes de
funcionarios públicos (conf. Código Penal arts. 248 y 249.)

2° Organismo Para el Desarrollo Sustentable (OPDS), por no contar la Evaluación de


Impacto Ambiental ni la Declaración de Impacto Ambiental (ley 11.723) y/o no cumplir
con el régimen de residuos especiales (Ley 11720)

11
3° Ante el Ministerio de Asuntos Agrarios, por violación a los requerimientos de la ley
10.699.
4° Ante Juzgado de faltas Municipal: por violar la ordenanza que regula las fumigaciones
y el uso de agroquímicos a nivel municipal.-
Sobre los mismos hechos se pueden realizar las 4 denuncias, a los efectos de que
intervengan todos los organismos que son “Autoridad de Aplicación de la normas legales
mencionadas”, quienes tiene el deber de expedirse sobre las denuncias realizadas, so pena
de incurrir en “Incumplimiento de Funcionario Público” (arts. 248/249 del Cód. Penal),
nunca nos olvidemos que en el Derecho, además de tener razón hay que poder probarlo.

Protocolo 2016

- Red de Abogados de Pueblos Fumigados –


e-mail: abogadxspueblosfumigados@gmail.com

12