Está en la página 1de 2

VICTOR ARELLANO

http://victorarellano.infored.mx/

ORIGEN DE JAVA Y SUN MICROSYSTEMS

Los sábados le encantaba acompañar a su papá a la fabrica y curiosear por todas partes, sin comprender mucho de
cómo se hacían las cosas, ni para que era tanta maquinaria.

Nunca fue un estudiante brillante, sino que m ás bien prestaba la suficiente atención para obtener un promedio
aceptable en la secundaria que hizo en una de las mejores escuelas privadas. Ya en el penúltimo a ño logró tener la
mayor calificación en Matemáticas cuando presentó sus exámenes de admisión a la universidad, hecho que le hizo
descubrir su verdadero potencial académico. A partir de allí sus calificaciones mejoraron y logró entrar a la Universidad
de Harvard, alma mater de su padre.

Aún cuando estaba en la universidad, no centró su prioridad en los estudios. McNealy demostraba sus preferencias en el
área de la cerveza y el golf, llegando a ser el capit án del equipo de golf de Harvard.

Cuando sali ó de Harvard, McNealy estuvo en la gerencia de un compañía de manufacturación llamada Rockwell
International, destacándose por manejar un equipo de una línea de montaje conformada por trabajadores conocídos
como “rompehuelgas”. Después se desempeñó en forma eficiente como Ingeniero del Departamento de Control
Confiabilidad, que hacía frente a las quejas de los fabricantes de automóviles y recorri ó la región como representante
de ventas de la fabrica.

En 1978 , en su tercer intento, fue aceptado en la Escuela de Negocios de la Universidad de Standford, en California,
en la que se gradúo en 1980.

Inmediatamente se incorporó como aprendiz en una planta fabril del Valle del Silicio que fabricaba vehículos de guerra
Bradley para el ejercito estadounidense.

Mientras tanto la revolución de los microprocesadores estaba comenzando y Apple Computer, junto con otras
compañías comenzaban a sacudir el mundo empresarial con sus máquinas.

En 1981, una pequeña empresa que producía estaciones de trabajo, llamada Onyx, contrato a McNealy como
Gerente de Manufactura.

Poco despu és de ésto y cuando ya McNealy pudo analizar que el proceso de fabricación de una computadora no era tan
complejo, recibió la llamada de un excompañero de clase de la universidad que le habló de un proyecto llamado SUN
(Iniciales de Stanford University Network) que consistía en comercializar una estación de trabajo que se había creado
para red informática de Stanford.

Aunque a McNealy le faltaban algunos conocimientos de electr ónica básica, fue contratado como Vicepresidente de
Operaciones y Manufactura; y en dos a ños ya era el flamante Presidente Ejecutivo de Sun Microsystems.

El éxito de Sun fué tan espectacular en un comienzo, que la empresa creció muy rápido y llegó a manufacturar tantos
productos que sus f ábricas , -prácticamente-, se paralizaron al no poder dar más y eso obligó a McNealy a mudar su
oficina a la fabrica más grande y a reformar la estructura manufacturera de la compañía.

A los pocos meses , la producción iba nuevamente sobre ruedas y McNealy empezó a demostrar otras habilidades
que nadie esperaba de un ratón de fábrica.

Diseñó un chip de alta potencia que llamó SPARC y centró toda la fuerza de trabajo en las estaciones construidas
alrededor de éste procesador. Redujo considerablemente la línea de productos de Sun y en 1992 superó la marca de
US$3.000 millones en ventas anuales.

Aunque aparentemente todo iba bien en la mayoría de compañías manufactureras de estaciones de trabajo para red,
Sun y sus rivales de Unix estaban vendiendo ménos de un millón de unidades al a ño, mientras que la alianza Wintel se
aproximaba a los 10 millones de computadoras personales al a ño. La industria informática había dado un giro decisivo
que la alejaba del camino de Sun. Esta situación hizo que McNealy hiciera un análisis en el que concluyo que el
verdadero rival de Sun era Bill Gates y no los otros fabricantes de computadoras personales y estaciones de trabajo.
Gates estaba promoviendo una nueva versión de Windows llamada NT, que significaba “Nueva Tecnología” y que se
esperaba que igualara el poder de Unyx. Gates utilizaba su creciente popularidad y sus buenas relaciones con los medios
de comunicación para decir lo que quería.

McNealy se dió cuenta que, aunque SUN era un “dinosaurio” de buenas realizaciones y superioridad t écnica, necesitaba
provocar un gran alboroto para contrarrestar las acciones de Gates. Comenzó dirigiendo todos sus ataques contra
Microsoft, ridiculizando sus productos y haciéndolos aparecer como complicados, poco confiables, comparándolos con los
Trabants, destartalados autos que se fabricaban hace tiempo en Alemania del Este. Promovió el lema –“la red es la
computadora”-para disminuir la importancia que estaba adquiriendo la computadora personal, lo que creó cierta
confusión en la gente.

En 1995, despu és del brillante lanzamiento de Microsoft con Windows 95, McNealy financió en secreto los esfuerzos de
un grupo de compañías del Valle del Silicio para que el gobierno Federal emprendiera una acción antimonopolista en
contra de Microsoft. Pero su intento... fracasó.

ASI NACIO “JAVA”