1

2
3
4
Género, ciencia y tecnología
en las políticas públicas
mexicanas

5
6
Género, ciencia y tecnología
en las políticas públicas
mexicanas

Patricia García Guevara
María Elena Ramos Tovar
(coordinadoras)

UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE NUEVO LEÓN

7
___________________________________________________________________

Rogelio G. Garza Rivera
Rector
Carmen del Rosario de la Fuente García
Secretaria General
Celso José Garza Acuña
Secretario de Extensión y Cultura
Antonio Ramos Revillas
Director de Editorial Universitaria
María Teresa Obregón Morales
Directora de la Facultad de Trabajos Social y Desarrollo Humano

© Universidad Autónoma de Nuevo León
© Patricia García Guevara y María Elena Ramos Tovar

Padre Mier No. 909 poniente, esquina con Vallarta. Monterrey, Nuevo León,
México,
C.P. 64000.
Teléfono: (5281) 8329 4111 / Fax: (5281) 8329 4095.
e-mail: editorial.uanl@uanl.mx
Página web: www.editorialuniversitaria.uanl.mx

…………………………………………………………………………………………...
Se prohíbe la reproducción total o parcial de esta obra -incluido el diseño
tipográfico y de portada-, sin el permiso por escrito del editor. Esta publicación
es financiada por recursos del proyecto “Programa de Fortalecimiento de la
Calidad Educativa SEP (2017)”.
……………………………………………………………………………………………

Impreso en Monterrey, México.
Printed in Monterrey, Mexico

8
Contenido

Prólogo 11
Norma Blázquez Graff

Jalisco: De la política pública al género, 17
la ciencia y la tecnología
Patricia García Guevara

El avance mínimo de las políticas de Ciencia, 69
tecnología e innovación con perspectiva
de género en la Ciudad de México
Aleida Hernández Cervantes

Nayarit: Las mujeres en la ciencia y la tecnología 99
Lourdes C. Pacheco Ladrón de Guevara,
Ma. del Refugio Navarro Hernández
Laura Isabel Cayeros López

Nuevo León: Ausencia de la perspectiva 131
de género en las políticas de ciencia y tecnología
en el estado
María Elena Ramos Tovar

Puebla: De la Ley a las acciones para promover 153
las políticas en Ciencia y Tecnología y género
Elva Rivera Gómez

San Luís Potosí: De los rebozos a la industria 175
automotriz
Carolina Olvera Castillo

9
10
Prólogo
Norma Blazquez Graf*

E
l Sistema de Ciencia y Tecnología en México
actualmente está regulado por la Ley de Ciencia y
Tecnología y el Programa Especial de Ciencia, Tec-
nología e Innovación2014-2018 del Consejo Na-
cional de Ciencia y Tecnología (CONACYT), que define
los objetivos y las estrategias para la consolidación de las
capacidades en ciencia, tecnología e innovación, así como
los mecanismos de política pública. De acuerdo con este
programa, el Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e
Innovación se compone por los instrumentos de go-
bierno, la política pública y la planeación, y por un con-
junto de actores como el sector público en sus tres niveles,
el sector académico y de investigación, y el conjunto de
empresas con actividades de ciencia y tecnología1.

* Investigadora Titular del Centro de Investigaciones Inter-
disciplinarias en Ciencias y Humanidades de la Universidad
Nacional Autónoma de México. Integrante Fundadora de la
Red Mexicana de Ciencia, Tecnología y Género.
1 Blazquez Graf Norma.“El Sistema de Ciencia y Tecnología
en México”. En: Educación, Ciencia y Género.Cuaderno de tra-
bajo 1. Red Mexicana de Ciencia, Tecnología y Género

11
Cuando se define este Sistema, no se considera la par-
ticipación de las mujeres, ya que si bien ha ido en aumen-
to, muestra que se concentran en algunas ramas y son
muy pocas en otras, desde el nivel de educación superior
hasta llegar a la práctica científica, y se observa también
que conforme se asciende en los niveles de la formación
científica y de los puestos de decisión, el número de mu-
jeres disminuye.
Lo anterior señala la necesidad de integrar propuestas
con equidad de género que mejoren la situación de las
mujeres en el trabajo científico. Al respecto, las políticas
de educación superior, ciencia y tecnología empiezan a
incluir la dimensión de género recientemente y se pue-
den citar algunos avances e iniciativas tanto en las agen-
das nacionales y regionales de ciencia y tecnología, como
en la definición de políticas y programas en el tema2.

En México, ese contexto internacional ha influido y se
han llevado a cabo diversos mecanismos de interacción
entre el gobierno y las organizaciones de mujeres acadé-
micas y científicas, encaminados a favor de la equidad de
género y la no discriminación, que desde hace 35 años, se
han trabajado con el fin de lograr la equidad de género, y
en particular, en el desarrollo científico3.

(RED MEXCITEG), CONACYT, CEIICH, UNAM. México,
p.37-68, 2016.
http://media.wix.com/ugd/b39ed3_af30241702a84ec2978a3
bbf3f605408.pdf
2 Blazquez Graf Norma y Fernández Rius Lourdes. “Política
de Ciencia y Tecnología con perspectiva de Género en Mé-
xico”. Cadernos Pagu (49), 2017. Dossiê "Gênero e Ciências:
Histórias e Políticas no Contexto Ibero-Americano", Brasil.
3 Pérez-Armendariz, Elia Martha. “Hacia la inclusión de la
equidad de Género en la Política de Ciencia y Tecnología en

12
Algunos de esos avances se ilustran en la modificación
del Artículo 4º de la Constitución Política en 1974, que
estableció la igualdad jurídica entre la mujer y el hombre;
en 2002 se publicó el Programa Nacional para la Igualdad
de Oportunidades y la No Discriminación contra las Mujeres, y
en 2013 el Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018, incluyó
la perspectiva de género como eje transversal de todas las
metas de desarrollo en la programación gubernamental4.
También se han realizado importantes eventos acadé-
micos cuyos resultados han permitido sistematizar y fun-
damentar propuestas de política científica y género5.Al
respecto, en 2013 se añadió al Artículo 2 de la Ley de
Ciencia y Tecnología: “promover la inclusión de la pers-
pectiva de género, así como una participación equitativa
de mujeres y hombres en todos los ámbitos del Sistema

México”. Investigación y Ciencia, UAA, 2010, p. 43-56; Blaz-
quez Norma y Danay Quintana. “Educación superior, cien-
cia y género”, en Silvia Siderac (Comp.), Educación y género
en el territorio Abya Yala. Argentina: Editorial Amerindia.
2016.
4 Blazquez Graf Norma,op. cit.
5 Blazquez Graf Norma y Flores Javier (Eds). Ciencia, Tecnolo-
gía y Género en Iberoamérica. CEIICH, UNAM, UNIFEM y
Plaza y Valdés, México. 2005; Meza Montes Lilia, Martínez
Amalia, Xoconostle Beatriz y Pérez Armendariz Elia Martha
(Eds). Latinoamericanas en las Ciencias Exactas y de la Vida.
Memorias de la II Conferencia Latinoamericana Ciencia
Mujer 2006. UNAM, México, D. F. 2009;Blazquez Graf
Norma(Coord.) Evaluación Académica: Sesgos de Género. CEI-
ICH, UNAM/CYTED, México. 2014;Una Mirada a la ciencia,
la tecnología y la innovación con perspectiva de género: hacia un
diseño de políticas públicas. Foro Consultivo Científico y Tec-
nológico.Documento de Trabajo. México, noviembre 2013.

13
Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación”6.
Además, en el caso particular del Reglamento del Sis-
tema Nacional de Investigadores,se reformaron algunos
artículos para incluir perspectiva de género7.
En este contexto, la Red Mexicana de Ciencia, Tecno-
logía y Género (Red Mexciteg)se propuso inicialmente en
2012, con la idea de estimular el intercambio y sistemati-
zación de experiencias previas de distintos grupos aca-
démicos y de investigación del país que han trabajado y
planteado iniciativas desde hace más de 30 años. Su cons-
titución formal se realizó en 2014, como una asociación
voluntaria de personal de investigación con el interés
común y la disposición de colaborar y aportar sus cono-
cimientos y habilidades para impulsar el análisis crítico de
la ciencia y tecnología desde una perspectiva de género.
Su objetivo principal es conocer, impulsar y visibilizar
el ingreso, evaluación, promoción y reconocimiento de las
mujeres en el sistema de ciencia y tecnología en México,
así como elaborar estudios cuantitativos y cualitativos en
el tema, impulsar la formación de personal de investiga-
ción y formular recomendaciones e incidir para garanti-
zar la equidad en la ciencia, con acciones a escala local,
regional y nacional.
Entre las actividades de la Red Mexciteg, uno de sus
ejes de trabajo ha sido la revisión y el establecimiento de
recomendaciones, líneas de acción y políticas públicas a
nivel de organismos de gobierno e instituciones de edu-

6 Ley de Ciencia y Tecnología 2002.
www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/243.pdf
7 Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología. Acuerdo por el
que se reforman diversos artículos del Reglamento del Sis-
tema Nacional de Investigadores. Segunda sección del Diario
Oficial, miércoles 26 de diciembre de 2012.

14
cación superior e investigación, sociedades científicas,
comunidades académicas y organizaciones no guberna-
mentales y feministas, que alientan la equidad de género
en el sistema de ciencia y tecnología, con el fin de estimu-
lar cada vez más la participación de las mujeres en estas
actividades en condiciones de igualdad y lograr mayor
incidencia en el mejoramiento de políticas públicas que
incluyan la perspectiva de género en estos ámbitos.
Como resultado de lo anterior, en 2016se formó un
grupo de investigación que elaboró el Cuaderno de Trabajo
4: Legislación y Política de Ciencia y tecnología8del cual deriva
el presente texto, en el que se realizó la revisión de las
leyes de ciencia y tecnología por región del país, encon-
trando que todavía no hay homogeneidad y que solamen-
te se ha incluido perspectiva de género en 3 de 32 esta-
dos.
También se abordaron los casos de las legislaciones y
políticas públicas en ciencia y tecnología en algunos esta-
dos de la República Mexicana, evaluando si tenían inclu-
sión de género, mediante el análisis de las Leyes estatales
en Ciencia, Tecnología e Innovación y de las instituciones
encargadas de impulsarlas, como las Secretarías y los
Consejos Estatales en de Ciencia y Tecnología, así como
las Comisiones Legislativas de Diputadas y Diputados
estatales encargadas del tema. Además, se realizaron en-
trevistas a las y los funcionarios de estos organismos.

8 Legislación y Política de Ciencia y tecnología. Cuaderno de trabajo
4. Red Mexicana de Ciencia, Tecnología y Género (RED
MEXCITEG), CONACYT, CEIICH, UNAM. México (114
p.), 2016.
http://media.wix.com/ugd/b39ed3_aa997e8105524f269a737
8dfc5cd9690.pdf

15
Lo anterior permitió tener un panorama inicial que
ahora se retoma y profundiza, señalando la necesidad de
que las políticas para el desarrollo de la ciencia y tecnolo-
gía con equidad de género se consoliden como políticas
de estado a largo plazo, generadas por consenso e inde-
pendientes de las exigencias y los cambios de gobierno.
Ello demanda modelos de gestión eficaces y la articula-
ción con políticas educativas y científicas armonizadas con
perspectiva de género, a nivel nacional y de cada estado
del país.

16
Jalisco: De la política pública
al género, la ciencia y la
tecnología
Patricia García Guevara9

Introducción10

P
or siglos, la ciencia y la tecnología (CyT)11, han
estado vinculadas, tanto a la expansión económi-
ca y geopolítica, como a las artes y el bienestar
de la vida cotidiana (Weber, 2001). Más allá, del
proceso del Eureka en los nuevos descubrimientos y los
cada vez más sofisticados laboratorios y experimentos, la
CyT es un problema muy complejo de abordar, dado que
en ellas participa toda la sociedad, sea como productora,

9 Profesora Investigadora Titular del Departamento de Estu-
dios en Educación (DEEDUC-CUCSH) de la Universidad de
Guadalajara. Integrante de la Red Mexciteg de CONACyT.
10 Agradecemos a la becaria de la Red Mexciteg: Giobanna
Buenahora Molina por su ayuda en el cuadro 1.
11 Utilizaremos indistintamente estas siglas CyT, con CT+i
(ciencia, tecnología e innovación) o ICyT (Innovación, Cien-
cia y Tecnología), aunque hay una tendencia gubernamental
por el uso de ICyT. En la literatura especializada es más
común encontrar las primeras siglas o incluso Investigación
y Desarrollo (I+D).

17
organizadora o consumidora. En este capítulo, primero
presentaremos un panorama de nuestro objeto de estudio
- la CyT- y así estableceremos su relación con la perspec-
tiva de género (PG)12 en México.
La corriente de estudios schumpetereana, identificó a
los empresarios como los emprendedores e innovadores
del progreso. Hacia 1970, la teoría Desarrollista Lati-
noamericana, destaca tres elementos interrelacionados en
el desarrollo de las naciones: los industriales, el Estado y
las universidades. Su interacción es indispensable en la
producción científica, el desarrollo tecnológico y la retro-
alimentación entre las mismas (Casas, 2003; García Gue-
vara, 2006; Palacios, 2008).
En el siglo XXI, las particularidades del contexto lati-
noamericano, nos han llevado a una particular ecuación
entre los elementos que intervienen en la CyT. En esta
región, el sector público, financia el 70% de la Investiga-
ción y Desarrollo (I+D). Algo muy distinto ocurre en Es-
tados Unidos de Norteamérica en dónde, sólo el 30% lo

12 Desde 2007, la ley define a la Perspectiva de Género como
“una visión científica, analítica y política sobre las mujeres y
los hombres. Se propone eliminar las causas de la opresión
de género como la desigualdad, la injusticia y la jerarquiza-
ción de las personas basada en el género. Promueve la
igualdad entre los géneros a través de la equidad, el adelan-
to y el bienestar de las mujeres; contribuye a construir una
sociedad en donde las mujeres y los hombres tengan el
mismo valor, la igualdad de derechos y oportunidades para
acceder a los recursos económicos y a la representación polí-
tica y social en los ámbitos de toma de decisiones”. Ley Ge-
neral Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia.
http://www.dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=4961209&
fecha=01/02/2007

18
otorga el Estado y el resto corresponde a la iniciativa pri-
vada (Vinck, 2014:47). Según Rodríguez (2008), en Méxi-
co la participación privada aporta un 24%, sin grandes
variaciones en los últimos años. Es de esperar que la dife-
rencia en las fuentes de inversión en la I+D, tengan un
impacto en los análisis sociales sobre la ciencia. Por ello,
cada vez es más frecuente, encontrar estudios que dan
seguimiento a las políticas públicas en CyT, los actores
involucrados (funcionarios federales y locales), las institu-
ciones encargadas de su diseño y gestión y la relación con
las empresas y las universidades que contribuyan a una
política social más reflexiva (Herrera y Castón, 2003; Dal-
ton y Aranda 2012).
La perspectiva colaborativa entre los sectores, público
y privado, como dupla productora del desarrollo econó-
mico, se ha visto reforzada por el paradigma tripartita (+
universidad) y la fuerte tendencia a vincular a las carrera
universitarias con la empresa13, particularmente, a las
ciencias exactas, la ingeniería, la economía y la adminis-
tración. Aunque, la globalización y las nuevas políticas
públicas, también atraen la atención de la sociedad civil o
de diferentes organizaciones ciudadanas, como un cuarto
elemento en la CyT14 que demanda un desarrollo susten-
table (García Guevara, 2017).

13 Pero también, surgen otros cuestionamientos como la con-
tribución de la universidad al problema de las necesidades
de aprendizajes específicos en una población estudiantil ca-
da vez más diversa (indígenas, discapacitados, mujeres, etc.).
Tanto como, al desarrollo de un gobierno universitario fle-
xible, sin el encumbramiento de burocracias excesivas (Sal-
mi 2009).
14 Denominada también, la cuarta hélice de la CyT.

19
Es el marco de la globalización que ha complejizado la
interacción entre sectores a fin de atraer a la inversión
extranjera y por ende, obliga al Estado a reorganizar su
política legislativa, cambiaria, fiscal, infraestructura re-
gional, mano de obra calificada, redes de innovación y
paquetes de fomento económico, etc. Dentro de estas
exigencias, también entran las relaciones con otros orga-
nismos internacionales como el Banco Interamericano de
Desarrollo (BID), la Organización para la Cooperación
Económica y el Desarrollo (OCDE), La Comisión Econó-
mica para América Latina y el Caribe (CEPAL), etc. que
también delinean la dirección que deben seguir estos sec-
tores (Palacios, 2008:8:10:16).
Los enfoques anglosajones que explican este desarrollo
contemporáneo de la CyT, establecen diferentes marcos
que convergen, en el “giro tecnológico”, el “giro normati-
vo”, el “giro gerencial”, el “giro cognitivo” e incluso el
“giro social” (Vinck, 2014). Éste último giro, cuestiona al
capital económico que sobre-determina los contenidos
científicos y tecnológicos en la investigación sin un desa-
rrollo sustentable15 y genera una brecha digital entre paí-
ses ricos y pobres. El acceso a las nuevas tecnologías, se
agrava más entre los hombres y las mujeres de los países
pobres (Wallerstein, 2001; Rodríguez, 2008). Así han sur-
gido propuestas del derecho a la libertad de la informa-
ción y la democracia en el ciberespacio (Sañé, 2008)16. En
esta línea social de explicaciones, se habla también de la

15 Impulsado por los movimientos ecologistas o verdes.
16 DECLARACIÓN DE DERECHOS DEL CIBERESPACIO
(Emilio, Suñé llinás, 2008):
http://oiprodat.com/2013/04/21/declaracion-de-derechos-
del-ciberespacio/

20
Responsabilidad Social Empresarial y como ésta, ha sido
adaptada al ámbito universitario al añadir una crítica a la
forma tradicional en que el conocimiento es transmitido
en estas instituciones17 (Alcántara, 2015).
Ahora bien, desde los noventa, el Tratado de Libre
Comercio entre Canadá, Estados Unidos de Norteaméri-
ca (TLCAN)18 y México, ligado a la globalización de la
economía, produjeron un gran impacto en nuestra socie-
dad. Dabat, et al. (2004) sostienen que las vertiginosas
innovaciones en el campo de la informática y las teleco-
municaciones han producido un cambio estructural hacia
una nueva forma de organizar la economía y las activida-
des sociales entre un número creciente de agentes y entidades.
El capitalismo neoliberal y la nueva competencia mun-
dial, provoca la implementación de nuevos mecanismos
regulatorios, eslabonamientos productivos, redes empre-
sariales mundiales con una diferente división internacio-
nal del trabajo que empuja a los países en desarrollo ex-
portadores de manufactura a la definición de nuevas ca-
pacidades organizativas y científico-tecnológicas (ídem
2004:15:16).

17 En este mismo terreno, tenemos a los movimientos sociales
mundiales de los jóvenes que reclaman un desarrollo susten-
table y tecnológico, etc. (Cfr. nota 5 y Periódico: El Infor-
mador)
http://www.informador.com.mx/economia/2016/643043/6/de
stacan-actividad-tecnologica-de-jalisco.htm
18 Al parecer el TLCAN, deja ver algunas grietas con las re-
cientes amenazas de Trump al considerar la salida de E.U.,
de aquí que el paradigma “colaboracionista”, seguirá en re-
composición. Periódico: El Informador, 29/agosto/2017
http://www.informador.com.mx/internacional/2017/736766/6
/trump-considera-probable-iniciar-salida-del-tlcan.htm

21
Dentro de este fenómeno, algunas autoras sostienen
que la globalización ha debilitado la capacidad de los
formuladores de las políticas públicas nacionales para
definir sus propios intereses o agendas y que “el Estado
es… tanto indispensable como inadecuado… Es indispen-
sable para que se hagan las cosas y para enfrentar muchos
problemas reales; pero es inadecuado para lidear con un
creciente número de problemas distintos” (Deutsch, 1981,
citado en Del Castillo y Azuma, 2009).
En síntesis, este panorama general de enfoques en
CyT, -colaboracionista, reconversiones estructurales, eco-
nómico-tecnológicas, responsabilidad social, giros, ciclos,
etc.- no agota el problema social que nos plantea el “cre-
ciente número de agentes” ligados de facto a la CyT. El para-
digma bipartita o tripartita, sólo incluye a las iniciativas
pública, privada y la universidad y no examina otros agen-
tes más allá de la ecuación19 establecida por los estudios
clásicos. Nos referimos a las organizaciones civiles o ciu-
dadanas (Martínez, 2016) y otros grupos sociales como las
mujeres. En nuestro caso, aquí vemos un vacio desde la
perspectiva de género (PG). Bien sea, porque los estudios
que citamos, no “ven” las desigualdades históricas y las
diferencias de oportunidades para que las mujeres y otros
grupos, participen en la CyT. Pero también, por la falta
de evaluaciones a las políticas públicas en CyT que con-
tribuyan al avance de los derechos de las mujeres (García
Guevara, 2005; García Guevara y Chavoya, 2014). Esto ya
lo ha establecido la UNESCO, al recomendar un balance
equitativo de género en estructuras y en proceso de toma

19 Lo venimos mencionando desde el inicio, como producto-
res, consumidores, sociedad civil, los grupos ecologistas, de
indígenas, de mujeres, etc. (Cfr. nota 5 y 7).

22
de decisiones, en todas las instituciones y niveles guber-
namentales, asociaciones científicas, etc. (FCCyT,
2014:16:20).
Puesto que los estudios revisados, no dan cuenta de la
“particular” inserción de las mujeres en el sector de la
CyT. Aún, cuando hay evidencia de que las mujeres in-
cursionan en las ciencias desde la escuela de Pitágoras
hasta nuestros días (Miqueo et al 2008; Pacheco, 2010;
Levi-Montalcini, 2011; Pérez Sedeño y Kiczkowski; García
Guevara, 2014; Blazquez y Bustos, 2013). En la actualidad
la población estudiantil femenina en México en las áreas
de las ciencias exactas e ingenierías, rebasa ya el 25%20
(García Guevara, 2014). Pero, las recomendaciones con
PG de la ONU junto con otras agencias internacionales
para el desarrollo en CyT en los países integrantes21, son
atendidas muy lentamente por los gobiernos, por ello
insistimos en su estudio.

Reflexión sobre la PG, la ciencia, la tecnología, la legis-
lación y las políticas públicas

Como hemos visto, los estudios en CyT en México, no
consideran relevante la PG. Si a este vacio, le agregamos
que en la historia de nuestra sociedad, priva una cultura
que sobre una base biológica, estableció una jerarquía de

20 Varía por el tipo de universidad y tipo de fuente o clasifica-
ción disciplinaria. Es decir la clasificación que da la ANUIES
como Ingeniería y Tecnología, Ciencias Agropecuarias y en
Ciencias Naturales y Exactas.
21 Cfr. La Agenda 2030 Objetivos de Desarrollo Sostenible
(ODS) de la ONU en su propuesta de 17 objetivos.

23
la diferencia natural entre hombres y mujeres22 para ex-
cluir a la mujer del espacio público. La biologización so-
cial de la mujer, como madre y esposa, responsable del
hogar, todavía le niega un papel activo en muchas esferas
de la sociedad, entre ellas, en la CyT. Producto de lo an-
terior, hay carreras en las ingenierías dónde su participa-
ción no supera una décima de la matrícula universitaria
(ingeniería civil) y carreras totalmente feminizadas (en-
fermería) que responden a esa ideología de género
(Nash, 2001; García Guevara, 2002; Kral, 2011; Palomar,
2011).
Por ello, en este libro, nos planteamos un doble objeti-
vo que nos ayude a evidenciar la importancia de la PG en
la política pública. Por un lado, analizamos el desarrollo
reciente23 de las legislaciones y las políticas públicas sobre
CyT y la PG. De éstas, un factor de impacto a indagar, es
el tema de la trasversalidad24. Nos importa investigar el
problema de la trasversalidad, dado que es la estrategia
política más importante para lograr la equidad de géne-
ro, tanto en los diferentes ámbitos gubernamentales en
que debe ser gestionada, como en el seguimiento de la
eficacia de sus programas (cfr. nota 14). Son los políticos,
los que promulgan leyes, planes y programas federales y
estatales, como instrumentos para generar equidad de

22 Discapacitados, esclavos, etnias, etc.
23 A partir del 2001.
24 La transversalidad de la PG, proviene desde las Recomenda-
ciones de la Conferencia de Beijing en 1995: “19. Es indis-
pensable diseñar, aplicar y vigilar, a todos los niveles, con la
plena participación de la mujer, políticas y programas… de
desarrollo efectivos, eficaces y sinérgicos, que tengan en
cuenta el género, y contribuyan a promover la potenciación
del papel y el adelanto de la mujer”.

24
género al interior de las instituciones y en la sociedad.
Por ello, nos proponemos explicar cómo algunas institu-
ciones del Estado y sus funcionarios, incorporan la decisión
política con PG en sus áreas de intervención, para la cons-
trucción de una sociedad con estructuras de equidad (Ex-
pósito, 2012).
Con esto pretendemos contribuir en aquello que se ha
dado en llamar políticas de tercera generación, en donde los
resultados de los estudios, seguimientos o evaluaciones, se
utilicen para la toma de decisiones y retroalimenten las
políticas públicas (Del Castillo y Azuma, 2009). Nos in-
teresa dar curso a las siguientes preguntas: ¿cómo son, o
no son, gestionadas las políticas públicas provenientes del
gobierno federal en los gobiernos estatales? ¿la política
social con PG, está generando una participación más acti-
va o inclusiva de las mujeres en CyT?
Finalmente, nos interesa saber cuáles son las dinámicas
que despliegan las mujeres científicas y en especial las
nuevas generaciones de jóvenes que a temprana edad, ya
están traspasando las barreras históricas del conocimiento
científico. En suma, utilizaremos el género como catego-
ría transversal y como articulación, metafórica e institu-
cional en contextos específicos (Scott, citada en Nash,
2001).

El Estado, las legislaciones y algunas de las institucio-
nes que gestionan la CyT

El desarrollo en CyT en el país, constituye una especie de
mosaico con altos contrastes en infraestructura científica,
tecnológica e industrial (García Guevara, 2006). Al inte-
rior de esta obra, revisamos algunos de los estados más

25
representativos (Jalisco, la Ciudad de México, Nayarit,
Nuevo León, Puebla y San Luis Potosí). En el cuadro de
abajo, mostramos una relación de los estados y las institu-
ciones encargadas del desarrollo y fomento de la CT+i
que nos da una aproximación al estado de la cuestión.

Cuadro 1.Estados, instituciones legislaciones, comisio-
nes legislativas y programas
Es- Institu- Leyes Comi- Pro- Plan
tado ciones Estatales siones grama Estatal
Legisla- Estatal de
tivas de CyT Desa-
rrollo
Ja- Consejo Ley de Comi- Pro- El Plan
lisco Estatal de Fomento sión de grama Estatal
CyT a la Cien- Innova- Secto- de
(CoecytJal cia, Tec. e ción, rial de Desa-
) (2001). Innova- Ciencia Ciencia rrollo
ción del y Tecno- y Tec- 2013-
Edo de logía nología 2033
Secretaría Jalisco (2015- 2013- incluye
de (2000). 2018) 2033 impul-
Innova- so a
ción, Regla- CTI
Ciencia y mento de Comi-
Tec. la Ley de sión de
(SICyT) Fomento Equidad
(2013). a la Cien- de Gé-
cia, la nero
Tec. e (2015-
Innova- 2018).
ción del
Edo. de
Jalisco

26
(2004)

Ley de
Ciencia,
Desarro-
llo Tec. e
Innova-
ción del
Edo.de
Jalisco
(2014).
La Secretaría Ley de Comi- Pro- El Pro-
CDM de Cien- Ciencia, sión de grama grama
X cia, Tecnolo- Ciencia, de Gene-
Tecnolo- gía e In- Tecno- Ciencia ral de
gía e In- novación logía e y Desa-
novación del Distri- Innova- Tecno- rrollo
de la Ciu- to Federal ción logía de la
dad de (2013, (2015- del Dis- Ciudad
México última 2018) trito de Mé-
(SEECI- modifica- Federal xico
TI) ción en 2007- 2013-
2014) 2012 2018
Ley para incluye
el Desa- impul-
rrollo del so a
Distrito CTI
Federal
como
Ciudad
Digital y
del Cono-
cimiento
(2012)

27
Na- Consejo Ley de Comi- Pro- El Plan
yarit de Cien- Ciencia, sión de grama Estatal
cia y Tecnolo- Ciencia, Estatal de
Tecnolo- gía e In- Tecno- de Desa-
gía del novación logía e Vincula- rrollo
Estado del Esta- Innova- ción y 2011-
de Naya- do de ción Desa- 2017
rit Nayarit (2015- rrollo incluye
(COCYTE (2010, 2018) de la impul-
N) última Ciencia so a
modifica- y la CTI
ción Tecno-
2015) logía
2011-
2017
Nue- Instituto Ley de No tiene Pro- El Plan
vo de Inno- Impulso comi- grama Estatal
León vación al sión Estraté- de
y Transfe- Conoci- perma- gico Desa-
rencia de miento y nente en de rrollo
Tecnolo- a la materia Ciencia, 2016-
gía de Innova- de CTI Tecno- 2021
Nuevo ción Tec- logía e incluye
León nológica Innova- impul-
(I2T2) para el ción so a
Desarro- CTI
llo
del Esta-
do de
Nuevo
León
(2009,
última
modifica-
ción
2010)

28
Pue- Consejo Ley de Comi- El Plan
bla de Cien- fomento a sión de Estatal
cia y la investi- Ciencia de
Tecnolo- gación y Desa-
gía del científica, Tecno- rrollo
Estado tecnológi- logía de
de Puebla ca, (2014- Puebla
(CONCY humanís- 2017) 2011-
TEP) tica y a la 2017
innova- incluye
ción para impul-
el so a
estado de CTI
Puebla
(2004)
San Consejo Ley de Comi- Pro- El Plan
Luis Potosino Ciencia y sión de grama Estatal
Po- de Tecnolo- Educa- Secto- de
tosí Ciencia y gía del ción, rial de Desa-
Tecnolo- estado de Cultura, Ciencia rrollo
gía San Luis Ciencia y Tec- 2015-
(CO- Potosí y nología 2021
POCYT) (2006, Tecno- incluye
última logía impul-
modifica- (2015- so a
ción en 2018) CTI
2012)
Fuentes: Foro Consultivo Científico y Tecnológico A.C, dispo-
nible en
http://www.foroconsultivo.org.mx/fccyt3/index.php/marco-
institucional-estatal-de-CTI; Páginas de las legislaturas de los
estados; Resúmenes de las agendas de innovación de cada esta-
do, consultados en la página de la Red Nacional de Consejos y
Organismos Estatales de Ciencia y Tecnología A.C. (Rednace-
cyt), disponibles en https://www.rednacecyt.org/agendas-
estatales-de-innovación. Con datos de las autoras.

29
El presente capítulo, analiza el estado de Jalisco y se apo-
ya en dos grandes bloques de datos e indicadores en CT y
la PG. En primer lugar, revisaremos las Leyes estatales en
CyT y las instituciones encargadas de impulsar la misma
en el estado. En éstas, abordaremos sus objetivos, los pro-
gramas, las convocatorias, las becas, los premios, los datos
que publican, desglosadas por sexo para dar cuenta como
tienen o no, explicitada la perspectiva de género a la que
por distintas vías legales, están obligadas a seguir como
instituciones encargadas de la CyT. Bajo los mismos crite-
rios, revisamos el Instituto Jalisciense de la Mujer (IJM).
La estrategia metodológica que seguimos, fue la revi-
sión de documentos y las páginas oficiales por internet de
las instituciones que aparecen en este cuadro y algunas
entrevistas a profundidad, dirigidas a las y los funciona-
rios en algunos de estos organismos..

El estado de Jalisco

El estado de Jalisco, es la cuarta economía a nivel nacio-
nal que aportó el 6.5% al PIB, en el año de 2015 (INEGI,
2015)25. Posee una industria variada, pero con unos de los
enclaves tecnológicos más importante del país, su especia-
lidad industrial incluye a la electrónica, telecomunicacio-
nes, tecnologías de la información, la automotriz, la quí-

25 INEGI (PIB.-2015 INEGI)
http://www.iieg.gob.mx/mgeneral.php?id=2 Consultado: 20
de agosto, 2017.

30
mica y paraquímica26 y recientemente la aeroespacial27,
etc. Las manufacturas o el sector de la transformación
jalisciense comprenden entre un 60 y 90% de la inversión
extranjera28.
La capital del estado es Guadalajara, la segunda ciu-
dad más grande del país y desde la época colonial es un
punto clave en el corredor comercial del Pacífico (Arias,
1990). Posee la tercera universidad más grande –la Uni-
versidad de Guadalajara- y se ha convertido en una ruta
industrial que va desde el Puerto de Manzanillo, hacia la
ciudad de Monterrey y Estados Unidos. Además del
TLCAN, ha firmado tratados comerciales, con Asia y Su-
damérica. Tiene más de medio siglo, trabajando en la
industria de la electrónica que se asentó en el estado,
desde la década de los sesenta con empresas como Sie-
mens, Morotola y Burroughs (Palacios, 2008). Ésta últi-
ma, sin duda es una de las más dinámicas de la economía
mexicana y en particular de Jalisco dado que a partir del
2001, la electrónica se encuentra libre de aranceles y por
la decidida política pública de apoyo al cluster de la elec-
trónica para el desarrollo dl software por el Estado (Villa
Lever, 2013; Entrevista 2017).

26 Periódico: El Economista (2014)
http://eleconomista.com.mx/estados/2014/12/07/industria-
jalisco-crecera-mas-lo-esperado-2014. Consultado: 20 de
agosto, 2017.
27 Jalisco: Gobierno del Estado:
https://www.jalisco.gob.mx/prensa/noticias/17352
28 Periódico: El informador (2010)
http://www.informador.com.mx/jalisco/2010/182075/6/jalisco
-la-region-con-mas-empresas.htm. Consultado 20 de agosto,
2017.

31
Normatividad: leyes en CyT en el estado de Jalisco

Ahora bien, podemos observar en el cuadro (2), en la
primera columna, que el estado de Jalisco, tiene dos leyes
estatales sobre CT+i29. La primera ley, es la “Ley de Fo-
mento a la Ciencia, Tecnología e Innovación del Estado de Ja-
lisco”, emitida en el año 2000, bajo un gobierno del
PAN30. La segunda, es la “Ley de Ciencia, Desarrollo Tecno-
lógico e Innovación del Estado de Jalisco” aprobada en octu-
bre de 2014, durante un gobierno del PRI31. Indepen-
dientemente del estatus legal de la primera32, resulta in-
teresante revisarlas más allá de posibles contiendas entre
partidos políticos, sino desde el marco legal en que se
desarrolla la CyT y como éste, es articulado con la política
social con PG.

29 Convencionalmente se ha utilizado estas siglas, sin embargo
en el caso de Jalisco invirtieron el nombre a ICyT por lo que
en este caso utilizaremos estas siglas.
30 Partido Acción Nacional.
31 Partido Institucional Revolucionario.
32 Esto es materia legal que se sale de nuestro estudio. Aunque,
a nivel nacional, tenemos el caso del artículo 3º Constitucio-
nal, al cuál, los diputados federales, le agregaron la Ley en
Ciencia y Tecnología y la Ley Orgánica del Consejo Nacional de
Ciencia y Tecnología sin crear una nueva.

32
Cuadro 2. Leyes, instituciones y programas en CyT
en el estado de Jalisco
NORMATIVI- INSTITUCIO- PROGRA- COMISIO-
DAD NES MAS NES
Leyes y regla- Cámara de
mentos Diputados
Edo. de
Jalisco
Ley de Fomen- Consejo Estatal Programa Comisión
to a la Ciencia, de Ciencia y Sectorial de de Innova-
Tecnología e Tecnología de Ciencia y ción, Cien-
Innovación del Jalisco (2001) Tecnología cia y Tecno-
Estado de Jalis- (2001) logía (2015-
co (2000) 2018)

Reglamento de Secretaría de
la Ley de Fo- Innovación
mento a la Ciencia y Tec-
Ciencia, la nología (2013) Programa
Tecnología e Sectorial de
Innovación del Innovación,
estado de Jalis- Ciencia y
co (2004) Tecnología
para el
Ley de Ciencia, Desarrollo
Desarrollo (2014)
Tecnológico e
Innovación del
Estado de Jalis-
co (2014)

García Guevara, 2017.

33
Ley de Fomento a la Ciencia, Tecnología e Innovación
del Estado de Jalisco (2000)

En esta Ley del 2000, encontramos los elementos para la
CyT con los que se rigió por catorce años. En sus artículos
del 2º y 4º propone: 1) Impulsar y fortalecer las activida-
des científicas, tecnológicas y de innovación en el Estado
de Jalisco. 2) Crear el Consejo Estatal de Ciencia y Tecno-
logía (COECYTJAL) como un organismo público descen-
tralizado del Poder Ejecutivo del Gobierno del Estado,
con personalidad jurídica y patrimonio propios y regular
su funcionamiento. 3) La obligación de alentar las activi-
dades científicas, tecnología e innovación. 4) Establecer
un Programa Sectorial de Ciencia y Tecnología. 5) Orde-
nar un Fondo Estatal de Ciencia y Tecnología. 6) Generar
los mecanismos de vinculación de los sectores productivos
con la actividad científica, tecnológica y de innovación. 7)
Estimular la actividad científica y tecnológica mediante el
otorgamiento del Premio Estatal de Ciencia, Tecnología e
Innovación33.
De lo anterior cabe destacar las siguientes cuestiones.
En primer lugar, a partir del año 2000, la ley faculta al
COECYTJAL para ser la institución encargada de ins-
trumentar de forma legal y financiera a la CyT en el esta-
do. En segundo lugar, a pesar de que en el punto 3, men-
ciona que el estado asume la obligación de alentar las
actividades científicas, tecnológicas y la innovación en el

33 Fuente:
http://transparencia.info.jalisco.gob.mx/sites/default/files/Ley
%20de%20Fomento%20a%20la%20Ciencia,%20la%20Tecno
log%C3%ADa%20e%20Innovaci%C3%B3n%20del%20Estad
o%20de%20Jalisco_1.pdf

34
Estado, no hace referencia alguna como lo instrumentará.
Tampoco es una ley adelantada a su época, al pronun-
ciarse sobre posibles inequidades entre los sexos en el
acceso a la formación y la producción de CyT, a pesar de
que ya existían algunos antecedentes al respecto. Por
ejemplo, México firmó al menos 6 acuerdos internaciona-
les desde Beijing hasta Argentina a partir de 1995, que
involucraban la PG (FCCyT, AC. 2014: Documento de
Trabajo). Aún con este precedente, para que la PG que-
dara plasmada en las leyes mexicanas federales, requirió
un proceso posterior que llevó del 2001 al 2013. La ley
estatal que le siguió (2014) y que veremos a continuación,
vuelve a omitir ambos hechos (acuerdos y ley vigente).

Ley de Ciencia, Desarrollo Tecnológico e Innovación
del Estado de Jalisco, 2014 (CDT+i)

En la nueva Ley en CDT+i del Estado de Jalisco (2014),
en sus artículos, 3, 4 y 6 encontramos las bases que re-
forman el desarrollo científico y los elementos que la
orientan: A) Regular el funcionamiento del Consejo Esta-
tal de Ciencia y Tecnología de Jalisco. B) Promover una
nueva cultura del conocimiento que fortalezca el desarro-
llo de la sociedad jalisciense. C) Fomentar la vinculación
de los sectores académico, científico y social con el sector
productivo, y la formación de empresas y de profesionis-
tas. D) Establecer el Programa Sectorial de Innovación,
Ciencia y Tecnología para el desarrollo. E) Propiciar la
competitividad de las empresas. F) Los proyectos de cien-
cia, tecnología y de innovación deberán estar orientados
por un criterio de desarrollo sustentable y el respeto a los

35
ecosistemas, el medio ambiente y las normas y criterios
ecológicos34.
Ahora veamos en detalle estos puntos que contiene la
nueva ley a continuación:

 La ley estatal del 2014 propone, la innovación y el
desarrollo sustentable, el respeto a los ecosistemas, el
medio ambiente y las normas y criterios ecológicos, es-
te nuevo “mantra”, no establece las acciones para al-
canzarlos. Es decir, con la nueva legislación “verde”, no
aparecen las consideraciones éticas o la clase de com-
promiso social al que apela la nueva ley, ni en la gene-
ración de bienes y servicios, ni en la calidad de vida
(Herrera y Castón 2003). En contraste, encontramos
que tiene un fuerte enfoque direccionado hacia el em-
prendimiento y la competitividad empresarial, con lo
cual no queda claro como entrelaza a la ecología con la
competitividad empresarial o su Responsabilidad So-
cial.
 Algunos de los elementos de esta ley, tienen el sello
característico de la política social de la presente admi-

34 Fuente:
https://www.google.com.mx/url?sa=t&rct=j&q=&esrc=s&so
ur-
ce=web&cd=5&ved=0ahUKEwik6anW5OzPAhXpqFQKH
QfMAsQQFggx-
MAQ&url=http%3A%2F%2Fcongresoweb.congresojal.gob.
mx%2Fbibliotecavirtual%2Flegislacion%2FLeyes%2FLey%2
520de%2520Ciencia%2C%2520Desarrollo%2520Tecnol%25
C3%25B3gico%2520e%2520Innovaci%25C3%25B3n%2520
del%2520Estado%2520de%2520Jalisco.doc&usg=AFQjCNE
Jo72ptEn7A_MWy64LlIowLtPFnw&sig2=PJN0_cfyvb7b6V0
sxjCebg&cad=rja

36
nistración federal35, al estipular la generación de una
“nueva cultura” del conocimiento que fortalezca el
“desarrollo de la sociedad”. No obstante, tal innovación
legal, al igual que la anterior ley, no incluye la PG.
Cuando fue decretada esta ley estatal en CyT del 2014,
ya había 6 leyes36 más 2 reformas37 con PG a nivel fe-
deral y al menos 2 a nivel estatal38. Esta nueva cultura

35 Ver más adelante, sobre otras leyes federales.
36 Como La Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida
Libre de Violencia, la de Trata de Personas, la de Prevenir y
Eliminar la Discriminación, la de los Derechos de la Niñas,
Niños y Adolescentes (FCCT, 2014).
37 Decreto por el que se reforma y adiciona la Ley de Planea-
ción para que todas las dependencias de la administración
pública planifiquen con PG:
http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5231351&fecha
=27/01/2012
38 1) Ley de Instituto Jalisciense de las Mujeres (2001), defines
los siguientes dos conceptos cruciales: IV. Perspectiva de
género: La metodología y mecanismo que permiten identi-
ficar, cuestionar y valorar la discriminación, desigualdad y
exclusión de las mujeres, justificándose con base en las dife-
rencias biológicas entre hombres y mujeres; las acciones que
deben realizarse para actuar sobre los factores de género
con el objetivo de crear las condiciones de cambio que per-
mitan formular políticas públicas para avanzar en la equidad
de género; V. Políticas públicas: Las acciones de gobierno
dirigidas a la colectividad para propiciar condiciones de
bienestar social y económico en igualdad de oportunidades.
2) Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violen-
cia del estado de Jalisco (2008), tiene explicitada también la
PG.
https://transparencia.info.jalisco.gob.mx/sites/default/files/Le
y%20del%20Instituto%20Jalisciense%20de%20las%20Mujer
es.pdf

37
para el desarrollo social que provenía de la capital del
país, incluso avalada por el mismo estado en otras ins-
tancias, no se ve reflejada en la innovadora ley estatal.
Examinemos en detalle algunas de las más significati-
vas para nuestro tema (cfr. nota 29).
 Del 2001 al 2013 toda una serie de medidas legales
fueron puestas en marcha por el gobierno federal. Las
tres leyes federales con PG que nos interesa traer aquí
son: 1) La Ley de Creación del Instituto Nacional de las
Mujeres (INMUJERES) decretada en el 2001. Esta ley
tuvo señalamientos dese el 2002, por la comisión de
equidad de género de la cámara de diputados federal
para demandar que ésta ley fuera transversal en todas
las instituciones del país (García Guevara, 2005). 2) En
2006 es decretada, La Ley General para la Igualdad entre
Mujeres y Hombres. 3) En 2013, se reforma la Ley en
Ciencia y Tecnología para puntualizar la igualdad de gé-
nero en CyT, con el párrafo que dice: “Promover la in-
clusión de la perspectiva de género con una visión
transversal en la ciencia, la tecnología y la innovación,
así como una participación equitativa de mujeres y
hombres en todos los ámbitos del Sistema Nacional de
Ciencia, Tecnología e Innovación”. Por último, encon-
tramos a la Ley de Planeación Federal en su reforma
del 2012 que “obliga” a incorporar a la PG no sólo en
el Plan Nacional de Desarrollo, sino en todas las enti-
dades y dependencias de la Administración Pública

https://www.google.com.mx/search?q=ley+del+estado+de
+jalisco+de+una+vida+libre+de+violencia&ie=utf-
8&oe=utf-8&client=firefox-b-
ab&gfe_rd=cr&dcr=0&ei=frPFWaS7I5GCkAPhqIKQBw

38
Federal para el acceso equitativo a los bienes, recursos
y beneficios del desarrollo entre hombres y mujeres39.
 En el estado de Jalisco, tenemos 2 instituciones que les
compete incluir la PG. Por un lado tenemos a la Secre-
taría en ICyT que elaboró la ley CDT+I, tanto como
los diputados/as que la aprobaron. El problema radica
en que no sólo, no innovaron en materia de política
social, sino que ignoraron la Ley de Planeación Fede-
ral (2012). Por si esto fuera poco, ya en el Plan Estatal
de Desarrollo Jalisco 2013-203340, aparece un recono-
cimiento explícito a la PG. En éste, el Estado se com-
promete a atender las diferencias de género y cons-
truir indicadores de equidad, la asignación de presu-
puestos diferenciados sensibles al género, la capacita-
ción y profesionalización de las y los servidores públi-
cos/as, el monitoreo y la evaluación de las políticas pú-
blicas con PG. En su Apartado: Temas Transversales,
encontramos que identifican la utilidad de la transver-
salidad de la PG, al reconocer que: “La desigualdad de
género tiene costos para el desarrollo del estado. De
acuerdo al Índice de Desarrollo relativo al Género
(IDG) de Naciones Unidas, Jalisco tiene una mayor de-
sigualdad entre hombres y mujeres en relación con la
media nacional. El IDG mostró que las desigualdades
entre hombres y mujeres, en Jalisco representaron una
pérdida de desarrollo de 0.74% en 2000 y 0.53% en

39 Reforma y adición a la Ley de Planeación, la PG:
http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5231351&fecha
=27/01/2012
40 Plan Estatal de Desarrollo de Jalisco 2013-2033
http://sepaf.jalisco.gob.mx/sites/sepaf.jalisco.gob.mx/files/pe
d-2013-2033_0.pdf

39
2005. A nivel nacional la pérdida, por el mismo con-
cepto para 2005 fue de 0.66%”41. En suma, los legisla-
dores y funcionarios públicos involucrados en decretar
la Ley CDT+I Jalisco, desconocían la legislación polí-
tica nacional y local con PG que se venía desarrollando
desde el 2001 en el país (cfr. nota 29). La SICyT, con-
tinúa sin tomar en cuenta el Plan de Desarrollo, toda
vez que su Ley no refleja la PG, hasta la fecha.

Istituciones: La Secretaría de Innovación,
ciencia y tecnología en Jalisco (SICyT)

La SICyT, inició sus funciones en marzo del 2013. Fue la
primera en tu tipo a nivel nacional42. En una revisión y
seguimiento de su página web43, encontramos que la mi-
sión que asume, consiste en promover, facilitar e impulsar
la creación y la adopción de una cultura innovadora y
competitiva. En su visión, establece que para el 2019, po-
sicionará a Jalisco como el Estado más innovador y con el
mayor índice de desarrollo tecnológico de México. Como
objetivo general, establece crear las condiciones propicias
para impulsar, coordinar y coadyuvar al desarrollo regio-
nal a través de la Innovación y el desarrollo educativo, cien-
tífico y tecnológico del Estado. En una entrevista a dos

41 (Op cit.) Plan Estatal de Desarrollo de Jalisco 2013-2033,
pág. 684.
42 http://eleconomista.com.mx/estados/2013/04/02/jalisco-va-
sexenio-innovacion
43 Hemos venido siguiéndola por dos años, encontramos que
ésta ha sido depurada en contenido desde su creación:
http://sicyt.jalisco.gob.mx/acerca/que-hacemos

40
funcionarios de la SICyT, les pregunté si cubrirían la me-
ta planeada al finalizar su gestión o si sólo sentarían las
bases. Asintieron a lo segundo.
En el organigrama de puestos, después del Secretario
General de la SICyT, encontramos 3 niveles de coordina-
dores y directores con un total de 26 cargos de los cuáles
las mujeres ocupan el 46% de éstos. La mayoría de ellas,
poseen gran experiencia en el área, en especial seleccio-
namos a la Directora General de Innovación y Desarrollo
Empresarial y Social para entrevistarla. En su carrera la-
boral se ha desempeñado en múltiples puestos ejecutivos
y directivos en empresas nacionales e internacionales en
especial en la industria con tecnología de punta. Es inge-
niera industrial, con maestría en informática aplicada y
estudios y certificaciones internacionales en distintas
áreas tecnológicas y de negocios en Alemania, Barcelona,
Detroit, y Boston.
A lo largo de la entrevista, nos narra su larga expe-
riencia en la CyT en su desempeño como consultora y
capacitadora en la re-ingeniería industrial, alianzas estra-
tégicas, liderazgo, en la industrias de la automatización, la
automotriz como encargada de la bolsa de aire, el seguro
electrónico, etc., hasta sus decisiones personales en torno
a como fue redirigiendo su trayectoria profesional y su
vida familiar: “En la industria de la automatización, no
podía quedarme porque tenía que moverme de país a
donde me enviaran y mi hija estaba en el kínder… yo me
quería quedar en Guadalajara.. Así que comencé a consi-
derar el tema del software, a mi me había llamado la
atención, el tema de los sistemas de información. Yo ne-
cesitaba saber que pasaba con mis clientes directos, los
elementos de mi red de negocios, las casas de ingeniería
que implementaban los servicios en las armadoras auto-

41
motrices. Tenía accesos delicados para el intercambio de
información. Entré a ese mundo y me empezó a interesar
y decidí… quedarme en… la parte consultiva de procesos
con las empresas, como implementar software en los pro-
cesos… No tenía experiencia en software. Era una expe-
riencia retadora, esa reconversión que uno no hace. Salgo
de la Maestría en Informática y me invitan a un proyecto
interesante de consultoría… En 2007, me invitan a ser
directora del Instituto Jalisciense de la Tecnologías de la
Información (IJALTI)…. el Centro del Software, se vuelve
una iniciativa ejecutada por Ijalti… con apoyo de Canieti,
el gobernador y la universidad… En 2015, me invitan a la
SICyT” (Entrevista 08/2017).
Aquí resulta interesante contrastar algunas cuestiones
entre la carrera profesional y la ideología de género ba-
sada en la diferencia biológica, como antagónicas para el
ejercicio profesional. Parece ser que la redirección que le
dio la entrevistada a su trayectoria profesional hacia el
desarrollo del software, basado en la maternidad, le per-
mitió adquirir una mayor experiencia profesional que la
llevó a otro dominio tecnológico y a su actual puesto eje-
cutivo de trabajo. En otras palabras, la manera que ges-
tiona y transforma su rol tradicional junto con un nuevo
expertise como ingeniera, la llevó al logro laboral (García
Guevara, 2017). Ahora analicemos los programas sociales de
la SICyT, para ver como implementa en la práctica la PG.

Programas: becas y convocatorias
Al revisar la política pública de la institución, buscamos
indicadores que nos muestren, si la SICyT diseña sus
programas con PG en apego a la Ley. En su portal, apa-

42
recen toda una serie de programas con convocatorias
para el Fomento a la Propiedad Intelectual, concursos de
oratoria, hasta los premios anuales en CT+i. Aquí habla-
remos sólo de algunos de ellos.

Becas

Existen varios tipos de convocatorias para becas. La oferta
para estudios de una especialidad, licenciatura y posgra-
dos, son otorgadas por las Instituciones de Educación
Superior privadas con Reconocimiento de Validez Oficial
de Estudios (REVOE), dado que están obligadas a pro-
porcionar el 5% de becas académicas, según la Ley del
Estado de Jalisco44. Las becas de esas instituciones, vía la
SICyT, van desde la ingeniería industrial, homeopatía,
gestión y promoción de espectáculos hasta una especiali-
dad y licenciatura45 en Catequesis.46 Sin embargo, la
SICyT en sus convocatorias de becas, no aparecen incen-
tivos, monitoreo, evaluación de los resultados de becas,
desglose por sexo, incentivos especiales para la CyT con
PG o algún otro programa de presupuesto sensible al
género47.
Las otras dos convocatorias son la Convocatoria para
Becas de Manutención y el Premio Estatal de Innovación
Ciencia y Tecnología. La primera, para los/las estudiantes

44 Becas académicas: http://sicyt.jalisco.gob.mx/tramites-y-
servicios/becas-academicas-0
45 Otorgando 2 becas para la especialidad y 14 para la licencia-
tura en Catequesis.
46 Instrucción eclesial a cristianos/as. Ignoramos con que crite-
rio vinculan estos estudios con la CyT y la PG.
47 Cfr. Plan Estatal y nota 33.

43
de Licenciatura y Técnico Superior en Instituciones Pú-
blicas en Jalisco. El Programa está integrado con aporta-
ciones del Gobierno Federal y del Gobierno del Estado de
Jalisco. La segunda, establece varias categorías para
los/las participantes: Ciencia, Tecnología, Innovación,
Tesis, Divulgación, Investigación Temprana y Desarrollo
del Conocimiento. Los resultados de premios de la con-
vocatoria del 2017, incluyen algunos equipos de investi-
gación con hombres y mujeres. En este sentido, la convo-
catoria no contiene rubro alguno con PG, en donde in-
centive sólo a las mujeres científicas. Constatamos que las
convocatorias al Premio Estatal de Innovación, tiene poca
difusión en las universidades y no contienen un lenguaje
incluyente48, ni rubros específicos para que estimule la
participación de un mayor número de mujeres jóvenes.

Convocatorias de la SICyT

De la misma manera, revisamos algunas otras convocato-
rias en 2016. La primera denominada: Epicentro: Festival
de la innovación que menciona el interés por “tres pro-
blemáticas… nuestro estilo de vida y las enfermedades
que padecemos, la manera en la que se están desarrollan-
do las ciudades y cómo estamos desaprovechando el cam-
po”. La invitación, menciona algunos datos con los que
pretende hacer atrayente el evento para el público: “En
Latinoamérica el desarrollo de ciudades sustentables

48 La Ley de Igualdad entre hombres y mujeres (2008) en su
última reforma de marzo del 2016, establece: “Promover la
utilización de un lenguaje con perspectiva de género en la
totalidad de las relaciones sociales”.
http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/LGIMH_2403
16.pdf

44
mueve más de 130 mil millones de dólares al
año….Creemos que las ciudades deben de ser espacios
incluyentes, saludables e inteligentes, que funcionen con
energías renovables, donde sea fácil movernos y respete-
mos el medio ambiente….”49. Como mencionamos ya en
el análisis de la Ley CDT+I Jalisco, vemos una tendencia
a ver a la ICyT, desde la mercadotecnia, lo mismo sucede
con los alimentos y la salud.
Por otra parte, es de llamar la atención que dentro del
programa del Festival de la Innovación, aparecen dos
hechos relevantes sobre la participación de mujeres. En
primer lugar, intervienen un 33% de mujeres jóvenes
como speakers, de los que vale la pena, resaltar sus perfi-
les, dado que por si mismos, hablan de su expertise en la
producción científica y tecnológica.

49https://sicyt.jalisco.gob.mx/prensa/convocatorias/historico?sm
_search_api_multi_aggregation_1=Secretar%C3%ADa%20d
e%20Innovaci%C3%B3n%2C%20Ciencia%20y%20Tecnolog
%C3%ADa%20OR%20%2AGobierno%2Adel%2AEstado%2A
de%2AJalisco&page=2https://sicyt.jalisco.gob.mx/prensa/co
nvocato-
rias/historico?sm_search_api_multi_aggregation_1=Secretar
%C3%ADa%20de%20Innovaci%C3%B3n%2C%20Ciencia%2
0y%20Tecnolog%C3%ADa%20OR%20%2AGobierno%2Adel
%2AEstado%2Ade%2AJalisco&page=2

45
Dra. Inés Jiménez (31 años)
Fundadora: in Materiis, empresa dedicada a la creación de
nuevos biomateriales, proyectos de fomento de la ciencia y
tecnología en niñas y niños. Tiene prestigiosas publicaciones a
nivel mundial. Está innovando con la impresión 3D de
materiales para el desarrollo de implantes óseos que cambiarán
la vida de las personas. Inés es Doctora en Ciencias Materiales
por la Queen Mary University de Londres.

Ana Laborde (31 años)
Fundó BioSolutions, una empresa que desarrolla bioplásticos de la
fibra sobrante del tequila, lo que ayuda a reducir la huella de
carbono derivada de los plásticos tradicionales. Premio TR35
otorgado por la revista Technology Review, nombrando a su
empresa como una de las 10 más innovadoras en México . Recibió
el premio E100 otorgado por Discovery Channel. Premio Domos
3º. lugar en Barcelona. Tiene 3 maestrías
Fuente: SICyT http://sicyt.jalisco.gob.mx/

En segundo lugar, en el Festival colaboraron una serie de
organizaciones como es techwomen community. Se trata de
una comunidad formada por mujeres jóvenes, involucra-
das en la Tecnología de la Información (TICs) (como
programadoras, diseñadoras, testers, sysadmin, soporte,
etc.) que generan conocimiento y motivan a otras mujeres
para que participen y se inicien en la informática. Fue
fundada en 2014 y la componen 578 socias y promueven
cursos y talleres. Éstas a su vez están vinculadas a otras
redes de jóvenes con profesiones especializadas en las
TICs. Sin embargo, en una búsqueda reciente, no apare-
cen nuevas actividades del grupo por internet50. Aquí ha-
bría que volver a dos instancias, por un lado al Plan Esta-
tal de Desarrollo 2013-2030, que ha estatuido el com-

50 http://techwomen.org.mx/

46
promiso gubernamental para dar monitoreo y la evalua-
ción de las políticas públicas con PG. Por el otro, al Plan
Nacional de Desarrollo que ha establecido “el acceso
equitativo a los bienes, recursos y beneficios del desarro-
llo entre hombres y mujeres”. En suma, saber cuál ha sido
el desarrollo ulterior de dichos programas, comunidades
de mujeres etc., en las TICs.

Programas con PG de alto impacto social
En la entrevista con la funcionaria de la SICyT, le pre-
gunté sobre los programas con PG bajo su dirección y
menciona lo siguiente:

“Tenemos el Bono de Alto Impacto Social para mujeres jefas
de Familia en Jalisco. Este bono se va a presentar en Wa-
shington como un ejemplo [de lo que hacemos], lo va a pre-
sentar FOMIN (Fondo Multilateral de Inversiones) del Ban-
co Interamericano de Desarrollo en una asamblea ante la
ONU. Es un Fondo con un Modelo de pago por resultados
para detonar desarrollo económico, en este caso las jefas de
familia, por parte del gobierno. El antecedente lo encon-
tramos en el Reino Unido, cuando los exconvictos no encon-
traban trabajo… como hacías para que se re-insertaran en la
sociedad: a partir de emprendimiento ¿pero quién le iba a
prestar?... Entonces, se generan estos inversionistas de im-
pacto social y son los que en base a un modelo de selección
de los candidatos, de capacitación y de acompañamiento ha-
cen que tengan éxito porque allí está su dinero. Una vez que
hay resultados evaluados como exitosos, el gobierno paga
por resultado a los inversionistas y recuperan su inversión.
Por eso es un pago por resultados, en lugar que el gobierno,
te ayude y te haga un fondo, sólo paga por resultado y ade-
más entran estos inversionistas. Se ha tardado más de un

47
año, lo tomamos nosotros (SICyT) pero están participando 3
Secretarías… es trabajo de muchas instituciones… lleva
prácticamente 2 años y estamos a punto de lanzarlo. Es in-
teresante como instrumento de desarrollo y de inversión so-
cial…. En la dirección tenemos iniciativas de temas de Inno-
vación, no desarrollamos a la empresa pero ponemos aque-
llas condiciones” (Entrevista, 2017).

Como podemos ver, este programa con PG se enmarca en
la política social del estado y lo guía la visión empresarial y
de emprendedurismo que promueve la SICyT en su ley y su
misión como secretaría. Sin embargo, vemos poca relación
con la PG del Plan Estatal de Desarrollo 2013-2030 y la
CyT.

Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología de
Jalisco (CoecytJal)

Esta institución precede a la SICyT y es fundada a partir
del decreto de La Ley de Fomento a la Ciencia y Tecno-
logía de Jalisco (2000), bajo las estrategias del Programa
Estatal de Ciencia y Tecnología (PECYTJAL), 2001-2007.
El COECYTJAL, es un Organismo Público Descentraliza-
do del Gobierno del Estado de Jalisco, que tiene como
objetivo impulsar y coordinar acciones públicas y privadas
relacionadas con el avance de la ciencia y la tecnología en
el estado. Está destinado para personas morales, empre-
sas y asociaciones civiles, sin fines de lucro, instituciones
académicas y emprendedores.
Los programas de apoyo a su cargo, son múltiples e
incluyen desde la Formación y desarrollo de capital hu-
mano, masa crítica y capacidades empresariales hasta la

48
innovación tecnológica. En un análisis de los programas y
proyectos financiados por esta institución, en el 2010,
sólo encontramos un proyecto de investigación que in-
cluía a mujeres. En entrevista con el funcionario titular de
dicha institución, encontramos que desconoce la PG para
la política pública. Al preguntarle cómo el organismo que
dirige, si ha implementado en sus planes tales políticas,
responde:

“…yo creo que no estaría mal… por la equidad de géne-
ro que tuviera un punto extra, no lo tenemos, porque…
un requisito para becas… es que tenga la carta de acepta-
ción de la institución educativa del extranjero… lo del
idioma inglés, independientemente del género… para el
caso de investigación como normalmente se apoyan a
grupos multidisciplinarios…no se ha necesitado… no es-
taría mal proponerle a mi consejo esto, el problema es la
limitación de recursos… estiramos un poquito la cobija,
pero privilegiar dar puntos extras, por ejemplo, para
mujeres emprendedoras en la innovación no. Ese pro-
grama si lo tiene FOJAL por ejemplo… para emprendu-
rismo. Pues no lo hemos explorado… en el programa de
prototipos o en el de patentes participan dos evaluadoras
mujeres y dos hombre [pregunto: ¿hay paridad en las
comisiones?] normalmente sí… lo que yo creo que hay
que formar, es un programa o una estrategia que consi-
dere, que premie [a las mujeres] inclusive hasta en el
premio estatal de ciencia y tecnología que ahora opera la
secretaria de innovación…” (García Guevara, 2017).

Este alto funcionario del COECYTJAL, declara que su
institución no tiene acciones con PG en sus programas y
evidencia desconocer la legislación federal y los planes
estatales con PG. Menos aún, los rubros para la construc-
ción de indicadores de equidad e igualdad de género, la

49
asignación de presupuestos diferenciados sensibles al gé-
nero, la capacitación y profesionalización de las y los ser-
vidores públicos, el monitoreo y la evaluación establecidos
en el Plan Estatal de Desarrollo. Aunque, al final de la
entrevista, pareció receptivo a ellas, después de mi expli-
cación.

Instituto Jalisciense de la Mujer (IJM)
El Instituto Jalisciense de la Mujer (2001), es otra institu-
ción fundada desde la política pública estatal con el obje-
tivo de garantizar la igualdad de derecho y oportunidad
para mujeres y hombres y coordinar las políticas públicas
en favor de las mujeres. En su página web, encontramos
que tiene varios programas de atención a la mujer, sensi-
bilización en equidad de género para funcionarios e insti-
tuciones. Cuenta con una Ventanilla Única de Empleo e
Información y Orientación para participar en los Pro-
gramas de Capacitación, Empleo y Autoempleo, Asesoría
jurídica y Orientación Psicológica, una Campaña para
Prevenir la Violencia contra las Mujeres y una Declarato-
ria de Alerta de Género, enlaces con los municipios, etc.
Pero ninguno específico que involucre la PG con las es-
cuelas, universidades o en CyT.
La actual presidenta del Instituto, es la primera titular
que cuenta con un doctorado en ciencias sociales y expe-
riencia académica en dos universidades locales e investi-
gación de mercado cualitativa con Consultores como
Berumen y De La Riva. Coordinadora de asesores de la
alcaldía local, en la secretaria de educación municipal,
etc. En la entrevista nos habla sobre sus compromisos en
la institución que dirige:

50
“yo estoy muy comprometida con el tema de la armoni-
zación legislativa, me parece que había un trabajo reza-
gado sobre [ésta]… vas avanzando en esa parte, pues
cualquier política pública que hagas tampoco va a ser
efectiva, por que a final de cuentas no está de acuerdo
con una ley vigente, entonces hicimos mesas de trabajo
con las legisladoras, con las juezas… hay un rezago en
algunas normas y modificaciones de los códigos… avan-
zamos mucho con una diputada que es Yolanda Rodrí-
guez… [el documento] está en proceso en el congreso del
estado… es la armonización de la ley para una vida libre
de violencia… hace poco tuvimos un curso de capacita-
ción y sensibilización con PG con protección civil del es-
tado y con los municipios… acabamos de cerrar unos
cursos con gente del seguro social… trabajamos mucho
con la secretaria de salud por… la norma 046… los fon-
dos federales que tenemos implican que diseñemos me-
tas específicas… pueden ser foros, cursos, capacitaciones
seminarios diplomados etc., entonces cuando se aprue-
ban de la federación nos asignan un monto… y las metas
implican que tu diseñes la oferta… e incluso hacia el
público que va dirigido… este año nosotras tenemos un
presupuesto… para capacitar y sensibilizar a las nuevas
autoridades municipales… servidores públicos, instancias
municipales de las mujeres… nuevas todas… la apuesta
es que… sea un multiplicador que cada dependencia
tenga su unidad de género” (Entrevista, 2016) .

Es evidente en la entrevista que el Instituto Jalisciense de
la Mujer, no se da abasto para ir más allá de la política
social que establece en su página web y sus cuatro ejes
estratégicos que son: la prevención, la atención, la trans-
versalización y la institucionalidad. Si bien, es un trabajo

51
titánico, atender a las 12 regiones del estado y sus muni-
cipios con un presupuesto local que es mínimo (cuestio-
nes operativas y salarios de 40 personas); el IJM acude a
fondos de la burocracia federal.
En la entrevista, podemos ver que los cursos de sensi-
bilización con PG, se encuentran en un nivel de cobertura
básica y se reducen a los dos primeros ejes. Es decir, para
el personal de instituciones públicas, algunas privadas,
funcionarios/as51, incluso el INEGI52. A pesar de que el
Instituto, puede elegir a quiénes van dirigidos los cursos
de sensibilización, éstos parecen que no llegan a las insti-
tuciones educativas, funcionarios o legisladores en CyT.
Los cursos de sensibilización en PG que imparte el IJM en
educación básica, en escuelas para padres, los consejos
técnicos escolares y los maestros y las maestras, no tienen
enfoque de PG en la CyT (Entrevista, 2016).

Congreso del Estado de Jalisco: Comisiones
Legislativas
Ahora bien, al revisar las Comisiones Legislativas en el
estado de Jalisco, vemos que cada partido político, tiene
sus representantes electos en la cámara de diputados/as
(ver cuadro abajo). Las comisiones legislativas, “son órga-
nos internos del Congreso del Estado, que conformados
por diputados53 [sic], tienen por objeto el conocimiento,

51 Que al parecer también es un alcance limitado y no llegan a
un nivel alto con funcionarios/as en las Secretarías.
52 Instituto Nacional de Estadística y Geografía.
53 Llama la atención que, ni siquiera la ley del Congreso del
Estado y su normatividad, tiene lenguaje incluyente.

52
estudio, análisis y dictamen de las iniciativas y comuni-
caciones presentadas a la Asamblea, dentro del proce-
dimiento legislativo que establece esta ley54”. En suma, los
diputados y diputadas integrantes, tienen la facultad legal
para presentar iniciativas de leyes, decretos y acuerdos
legislativos.
En la en agenda de la presente LXI Legislatura del
Congreso del Estado de Jalisco (2015-2018),55 encontra-
mos dos Comisiones Legislativas estatales en las que
los/las representantes del poder popular, pueden impul-
sar políticas públicas en CyT y PG. Estas son: La Comi-
sión en Innovación, Ciencia y Tecnología y la Comisión
de Equidad de Género. En los siguientes cuadros pode-
mos ver sus propuestas de trabajo para su periodo. En el
cuadro 3 podemos apreciar las distintas comisiones en las
que participan los que pertenecen a la Comisión de ICyT.

Cuadro 3. Comisiones, cargos por partido:
Congreso del Estado de Jalisco 2015-2018
-Comité
Comi-
Edgar de Trans-
sión de
20 Os- parencia
Inno-
Ja- 15- waldo -Comisión
vación, Presi-
lis- 20 Baña- PRI Especial
Ciencia dente
co 18 les para la
y Tec-
Oroz- Gestión
nología
co Integral
del Agua

54 http://transparencia.congresojal.gob.mx/descarga_archivo.
php?id =4327&suj=104
55 http://transparencia.congresojal.gob.mx/descarga_archivo.
php?id =4327&suj=104

53
en el Es-
tado
-Comisión
de Equi-
dad de
Género
-Comité
de Peti-
ciones y
Atención
Ciudada-
na
-Comisión
de Admi-
nistración
-Comisión
de Fomen-
to Artesa-
nal
-Comisión
de Asun-
tos Electo-
rales
-Comisión
de Gober-
nación
-Comisión
de Puntos
Constitu-
cionales
-Comisión
de Estu-
dios Le-
gislativos
y Regla-
mentos

54
-Comisión
de Recur-
sos Hi-
dráulicos
y Pesca
-Comisión
de Desa-
rrollo Re-
gional
-Junta de
Coordina-
ción Polí-
tica
-Comisión
de Partici-
pación
Ciudadana
y Acceso a
Móni- la Infor-
ca mación
Al- PRD Vocal Pública
meida -Comisión
López de Equi-
dad de
Género
-Comité
de Biblio-
teca, Ar-
chivo y
Editorial
-Comisión
de Cultura
-Comité
de Proceso
Legislativo
-Comisión

55
de Dere-
chos Hu-
manos
-Comisión
de Admi-
nistración
-Comisión
de Partici-
pación
Ciudada-
na, Trans-
parencia y
Acceso a la
Informa-
ción Públi-
ca
-Comisión
de Ha-
cienda y
Presupues-
tos
-Comisión
de Asuntos
Electorales
-Comisión
Especial
para la
Gestión
Integral
del Agua
en el Esta-
do
-Comisión
de Justicia
-Comisión
de Educa-

56
ción
-Comisión
de Asuntos
Metropoli-
tanos
-Comisión
de Turis-
mo
-Comisión
de Desa-
Juan
rrollo Ur-
Carlos Movi-
bano
An- miento
Vocal -Comisión
guiano Ciuda-
de Asuntos
Oroz- dano
Metropoli-
co
tanos
-Comisión
de Cultura
-Mesa
Directiva
-Comisión
de Puntos
Constitu-
cionales
-Comisión
María
de Estu-
del
dios Legis-
Rocío
lativos y
Coro- PRI Vocal
Reglamen-
na
tos
Naka
-Comité
mura
de Planea-
ción del
Poder
Legislativo
-Comité

57
de Educa-
ción
-Comité
de Biblio-
teca, Ar-
chivo y
Editorial
-Comisión
de Recur-
sos Hi-
dráulicos y
Pesca
-Comisión
de Equi-
dad de
Género
-Comisión
Cecilia
de Gana-
Gon-
PRI Vocal dería
zález
-Comisión
Gómez
de Asuntos
Migrato-
rios
-Comisión
de Higie-
ne y Salud
Pública
-Comisión
de Vigi-
lancia
Liliana -Comisión
Gua- de Equi-
dalupe dad de
PRI Vocal
Moro- Género
nes -Comisión
Vargas de Juven-

58
tud y De-
porte
-Comisión
de Dere-
chos Hu-
manos
-Comisión
de Desa-
rrollo
Humano y
la Familia
-Comisión
de Trabajo
y Previsión
Social
-Comisión
de Educa-
ción
-Comisión
de Familia
-Comisión
de Desa-
rrollo
Humano e
Integra-
ción Social
-Comisión
de Puntos
Constitu-
cionales
-Comisión
de Estu-
dios Legis-
lativos y
Reglamen-
tos

59
-Comisión
de Fomen-
to Artesa-
nal
-Mesa
Directiva

En el cuadro de abajo podemos apreciar, la experiencia
profesional del presidente/a de las comisiones en el tema
a su cargo y los acuerdos e iniciativas de ley que propo-
nen ante el Congreso Estatal. En conjunto, los cuadros 3,
4 y 5, reflejan varias cuestiones: A) La heterogeneidad de
las comisiones a las que están adscritos las y los dipu-
tados. B) La escasa experiencia que tiene el presidente
que dirige la Comisión en Innovación, Ciencia y Tecno-
logía en CyT. C) La falta de relevancia de los acuerdos e
iniciativas de ley que proponen para la CyT. D) El desco-
nocimiento y falta de análisis con que presentan dictáme-
nes, iniciativas, comunicaciones en CyT ante la Asamblea
y que las normas internas legislativas les obligados a estar
informados/as.

LXI Legislatura del Congreso del Estado de Jalisco
2015-2018 (Cuadro 5)
COMISION EN INNOVACION, CIENCIA Y TECNO-
LOGÍA
Presidente: Edgar Oswaldo Bañales Orozco.
Experiencia laboral: Síndico, asesor de diputado, Secreta-
rio General del municipio de Tonalá. Ninguna experien-
cia en comisiones, consejos u otros organismos en ICyT.
 Acuerdo legislativo por el que… gira exhorto al ti-
tular de la Secretaría de Comunicaciones y Trans-

60
portes, solicitándole agilice las acciones para de-
terminar el monto del pago reclamado por los
campesinos del Ejido el Zapote (F4505).
 Acuerdo legislativo por el que… propone se tomen
medidas para evitar gastos a los padres de familia
por trámite de actas de nacimiento durante el pró-
ximo periodo de inscripción escolar (F2798).
 Acuerdo… que remite al Congreso, propuesta de
Iniciativa de Ley para Regular el uso de Aeronaves
Pilotadas a Distancia (F2189).
 Acuerdo legislativo por el que, entre otras cosas, se
aprueba llevar a cabo reuniones con especialistas y
reuniones de trabajo diversas para el desarrollo de
una reforma integral en materia electoral para el
Estado de Jalisco.(F1874)

LXI Legislatura del Congreso del Estado de Jalisco
2015-2018 (Cuadro 5)
COMISION DE EQUIDAD DE GÉNERO
Liliana Guadalupe Morones Vargas: Preside la comisión
de Igualdad de Género.
Experiencia laboral: Presidenta del Instituto Municipal
de la Mujer, municipio de Tlaquepaque. Trabaja en 3
iniciativas y 2 acuerdos de ley para la Equidad de Género.

 “Acuerdo legislativo por el que se exhorta a los
ayuntamientos de los 125 municipios del Estado…
la modificación a sus reglamentos, para reformar la
denominación de las comisiones edilicias… referen-

61
cia al concepto de igualdad sobre el de equidad
y…. la creación de la misma56 (F1093)57” Fecha in-
greso 15/02/2016.
 “Acuerdo legislativo que exhorta a los ayuntamien-
tos de los 125 municipios del estado de Jalisco… se
adhieran a la iniciativa global Ciudades Seguras
Libres de Violencia contra las Mujeres y las Niñas
que propone la ONU Mujeres (F890)” Fecha ingre-
so 28/01/2016.
 “Acuerdo legislativo… de activismo contra la vio-
lencia de género ilumine la fachada de la sede de
este Congreso del Estado color morado a partir del
día 25 de noviembre y hasta el 10 de Diciembre
ambos del presente, así mismo se invite al personal
del mismo a unirse mediante la portación de un la-
zo del mismo color. (F140)” Fecha ingreso
23/11/2015
 Iniciativa de ley…. que reforma el primer párrafo
del artículo 23 de la Ley para el Desarrollo Econó-
mico del Estado (F1665): “Que el Gobierno del Es-
tado, en apoyo a la micro, pequeña y mediana em-
presa, buscando la igualdad de oportunidades tanto
para empresas dirigidas por hombres como por
mujeres, implementará a través de sus planes, pro-
gramas y proyectos de gobierno (14 de abril de
2016)

56 Fuente:
http://transparencia.congresojal.gob.mx/descarga_archivo.p
hp?id=4327&suj=104
57 Número de identificación del acuerdo o iniciativa de ley
ante el Congreso del estado de Jalisco.

62
 Iniciativa de ley que adiciona a La Ley de Fomento
a la Cultura del Estado, lenguaje inclusivo
(14/04/2016).

No obstante, que en la Comisión de Equidad de Género,
todas sus propuestas tienen PG, su relación con el Plan
Estatal de Desarrollo, en términos de generar indicado-
res, seguimiento y evaluación de la PG en las políticas
públicas y la CyT es nula. Esto los hace caer en el mismo
desconocimiento que los funcionarios del COECYTJAL y
la SICyT. Algo semejante, sucede con los cursos de “sen-
sibilización” con PG que imparte el Instituto Jalisciense
de la Mujer y que parece que tampoco llegan a ser im-
plementados en la Comisión de CyT.

Conclusiones:
Como vimos a lo largo de este trabajo en México, a partir
del 2001, se ha generado un proceso político y legislativo
para el acceso equitativo a los bienes, recursos y beneficios del
desarrollo entre hombres y mujeres. En el 2012, el proceso se
ha reforzado con diversos mecanismos plasmados en las
leyes de la Planeación Federal, el Plan Nacional de Desa-
rrollo, la Ley en Ciencia y Tecnología y en los planes estata-
les. En ellos se establece la transversalidad para todos los
ámbitos de la política pública nacional y esto engloba a la
PG en la CyT.
Hacer política pública transversal, obliga a los funcio-
narios e instituciones a atender las diferencias de género
y construir indicadores, presupuestos diferenciados sensi-

63
bles al género, la capacitación y profesionalización de las
y los servidores públicos, el monitoreo y la evaluación de
las políticas públicas con PG. Sin embargo, vemos que
esta decisión todavía no es una realidad en las comisiones
legislativas estatales, ni en las instituciones relacionadas
con CyT y la PG como son: el COECyTJAL, la SICyT, la
SEP, SEJ58, las Universidades, etc.
En el presente trabajo, evidenciamos que la PG es in-
corporada por las instituciones muy lentamente y su tras-
versalidad en los distintos niveles del quehacer político
estatal es limitado. Hacerlo exige coordinación entre la
administración estatal y las Secretarías, para que todos los
programas y convocatorias lo reflejen; el no hacerlo con-
traviene a la ley y contradice al Plan Nacional y Estatal.
Las convocatorias al Premio Estatal de Innovación, tienen
poca difusión en los laboratorios e incubadoras universi-
tarias y no contienen un lenguaje incluyente, ni rubros
específicos para que estimule la participación de un ma-
yor número de mujeres jóvenes. No es suficiente, publicar
sus convocatorias en la página web de la SICyT. Las insti-
tuciones estatales, vinculadas a la CyT, tampoco generan
indicadores estadísticos para saber cuál ha sido el impacto
de sus programas, seguimiento a las comunidades de mu-
jeres jóvenes en las TICs, o conocer que alcance han tenido
los cursos de sensibilización o capacitación impartidos, etc.
Todavía vemos, cierta improvisación en los programas
y convocatorias de la SICyT. ¿Cual es la pertinencia de los
programas de alto impacto social59 precisamente en la
SICyT? ¿Son sólo proyectos de mujeres emprendedoras
en el comercio? ¿La innovación y el emprendedurismo

58 Secretaría de educación Jalisco.
59 Bono de alto impacto social

64
son sinónimos para la SICyT? Por el contrario, en la
SICyT, no aparecen programas para la divulgación de la
CyT con PG en la educación básica, media y superior,
como lo marca la Ley. En este sentido, no se muestran
propuestas con PG en CyT acabadas, ni articuladas entre
si, para un desarrollo sostenido que evite el desperdicio
de talento femenino joven. Esto se ve reflejado en la baja
representación de mujeres ganadoras de premios. Si bien,
en algunos foros organizados por la SICyT, la representa-
tividad de las expositoras alcanza un 33%, no sabemos si
hay proyecciones para que aumente la participación local.
Por su parte, en el trabajo legislativo en la Cámara de
Diputados/as de la Comisión en ICyT, la PG es inexisten-
te. La presidenta de la Comisión de Equidad de Género,
aunque cuenta con experiencia en el tema y legisla, pro-
puestas que sensibilizan en la PG, no gira acuerdos con la
SICyT o IJM para que propicien la divulgación y/o parti-
cipación de las mujeres en la CyT. Menos aún, que traba-
jen coordinadamente, para procurar la trasversalización
de la equidad de género en el estado de Jalisco y las de-
más instituciones educativas.
Para cerrar, la falta de la PG en la política pública en
CyT estatal, contraviene la reglamentación de CONA-
CYT, que estipula evaluar el destino de los fondos que
llegan a las instituciones destinadas a desarrollar la CyT,
sin un carácter inclusivo - niñas, jóvenes y mujeres-. To-
das las instituciones estatales en CyT que analizamos aquí,
necesitan definir criterios claros con PG para que el in-
greso y permanencia femenina en la CyT sea garantizada.
Para ello, es indispensable que los estados locales y sus
instituciones, actualicen sus objetivos, misiones y marcos
normativos en las políticas públicas vigentes.

65
Referencias:
Arias, Patricia (coord.) (1990) Industria y estado en la vida de Mé-
xico. (México: El Colegio de Michoacán).
Blazquez Graf, Norma y Olga Bustos Romero (2013). Saber y
Poder: Testimonios de directoras de la UNAM ( México:UNAM).
Casas, Rosalba (2003). “Los estudios sociales de la ciencia y la
tecnología: enfoques, problemas y temas para una agenda
de investigación”. En María Josefa Santos Corral (coord.)
Perspectivas y desafíos de la educación, la ciencia y la tecnología.
(México:UNAM/IIS).
Foro Consultivo, Científico y Tecnológico, AC (20014). Docu-
mento de Trabajo: Una mirada a la ciencia, tecnología e in-
novación con perspectiva de género: Hacia un diseño de po-
líticas públicas. (México: FCCT, AC).
Dabat Ajeando et al. (2004) “Globalización, revolución informá-
tica y países en desarrollo” En Alejandro Dabat et al. (coor-
dinadores). Globalización y cambio tecnológico: México en el nue-
vo ciclo industrial mundial. (México:
UdeG/UNAM/UCLA/Juan Pablos Ed.)
Dalton, Margarita y Josefina Aranda (2012). Políticas públicas:
Oportunidades y equidad de género. (México: CNDPI/UABJO).
Del Castillo Alemán Gloria y Alicia Azuma Hiruma (2009). La
reforma y las políticas educativas: impacto en la supervisión esco-
lar. (México: Flacso).
Expósito Molina, Carmen (2012). “Qué es eso de la intersec-
cionalidad? Aproximación al tratamiento de la diversidad
desde la perspectiva de género en España”. Revista: Investi-
gaciones Feministas. Vol 2 pp. 203-222.
Herrera Gómez, Manuel y Pedro Castón Boyer (2003). Las
políticas sociales en las sociedades complejas. (España: Ariel So-
ciología).
García Guevara, Patricia, (2002). “Las carreras en Ingeniería en
el marco de la globalización: una perspectiva de género”.
Revista latinoamericana de estudios educativos. Vol. 32.
Número 3.

66
---- (2006). “Nuevas y viejas dinámicas para la ciencia, la tecno-
logía y la educación superior” En María Alicia Peredo Merlo
et al. (Coordinadoras). Tendencias de la educación superior en
México. (México: Universidad de Guadalajara).
---- (2014). “La ciencia, la tecnología y la innovación y su rela-
ción con las universidades y el género” En Patricia García
Guevara et al. (Coordinadoras). La interculturalidad como ras-
go de la educación en el siglo XXI. (México: Universidad de
Guadalajara).
---- (2017). “Inventario de la Política Pública en Ciencia y Tec-
nología y la Igualdad de Género en México”. En Raquel
Guereca (Coord.) En Prensa.
---- (2017). “Puentes entre la carrera académica y la familia en
la Universidad de Guadalajara”. En Lourdes C. Pacheco La-
drón de Guevara. Armonización de la vida laboral y familiar en
académicas mexicanas: Jalisco, Guerrero, Michoacán y Nayarit
(México: UAN/Juan Pablos).
Levi-Montalcini, Rita (2011). Las pioneras: Las mujeres que cam-
biaron la sociedad y la ciencia desde la Antigüedad hasta nuestros
días. (España: Crítica)
Martínez Tiburcio, Gabriela (2016) “Aspectos a considerar en la
institucionalización y evaluación de políticas públicas con
enfoque de género”. En Políticas públicas en educación, ciencia
y tecnología con perspectiva de género. Cuaderno de Trabajo 2.
Redmexi-
teg.http://docs.wixstatic.com/ugd/b39ed3_ffa31b9ac8124019
ba11c4eb054c0e28.pdf
Nash, Mary (2001). “Diversidad, multiculturalismos e identida-
des: perspectivas de género” en Mary Nash y Diana Marre
(eds.) Multiculturalismos y género: Un estudio interdisciplinar
(España: Ediciones Bellaterra).
Pacheco Ladrón de Guevara, Lourdes C. (2010). El sexo de la
ciencia. (México: Juan Pablos/UAN).
Palacios Lara, Juan José (2008). Alianzas público-privadas y esca-
lamiento industrial. El caso del complejo de alta tecnología de Jalis-
co, México. (México: Naciones Unidas/Cepal)

67
Pérez Sedeño, Eulalia y Adriana Kiczkowski, (2010). Un universo
por descubrir. (España: Plaza y Valdes).
Rodríguez Combeller, Carlos (2008). Un camino hacia la innova-
ción: Cómo transformar su organización en época de turbulencia.
(México: Iteso/UdeC).
Salmi, Jamil (2009). The Challenge of Establishing World-Class
Universities. (Washington, D.C.: World Bank).
Villa Lever, Lorenza (2014). “Capital social: innovación y trans-
ferencia con base en el conocimiento: Un estudio de caso”.
En Patricia García Guevara et al. (Coordinadoras). La inter-
culturalidad como rasgo de la educación en el siglo XXI. (México:
Universidad de Guadalajara).
Vinck, Dominique (2014). Ciencias y sociedad: Sociología del traba-
jo científico. (Argentina: Gedisa).
Wallerstein, Immanuel (2001). Conocer el Mundo Saber el Mundo:
El fin de lo aprendido. Una ciencia social para el siglo XXI. (Mé-
xico Siglo XXI).

68
El avance mínimo
de las políticas de Ciencia,
tecnología e innovación con
perspectiva de género en la
Ciudad de México
Aleida Hernández Cervantes60

Preámbulo

E
ste trabajo tiene el propósito de realizar una
breve revisión y análisis crítico de las leyes y
políticas públicas en materia de ciencia, tecno-
logía y género, correspondientes a la capital del
país, la Ciudad de México. Presento datos sobre el en-
torno sociodemográfico e institucional de la Ciudad de
México; algunos indicadores de Ciencia, Tecnología e
Innovación; revisión del marco normativo e institucional
de Ciencia y Tecnología y su relación con Género, así
como análisis de las Políticas públicas CTI y Género a
partir de la revisión del Tercer Informe de la Secretaría
de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Ciudad de
México (SECITI). Finalmente incorporo una entrevista

60 Integrante de la Red Mexicana de Ciencia, Tecnología y
Género de CONACyT. Investigadora de tiempo completo
del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias
y Humanidades de la UNAM. Sistema Nacional de Investi-
gadores Nivel I. Correo: aleidahc@unam.mx

69
que realicé a dos funcionarios (as) de la Secretaría de
Ciencia, Tecnología e Innovación de la entidad, en la cual
el tema central fue la incorporación de la perspectiva de
género en las acciones, programas y políticas públicas
que diseña y promueve la institución.

Entorno sociodemográfico e institucional de
la CDMX
La Ciudad de México por su calidad de capital del país y
su densidad poblacional, es una de las entidades que en
los indicadores de Ciencia y Tecnología ocupa primeros
lugares, tal como lo muestran los Diagnósticos de Ciencia,
Tecnología e Innovación (2014)61.
La población total de la CDMX es de 8,851,080 para
2010; y la relación hombres-mujeres (hombres por cada
100 mujeres) es de 91.7 para el año 2010. Su población
económicamente activa (PEA) es de 4,375,026 personas
en 2014; en tanto el Producto Interno Bruto que aporta
es de 2,204,492 millones de pesos al año 2012, según
datos del INEGI62.

61 Los indicadores de desempeño que consideran son: a) Insti-
tuciones y empresas para el fomento de la CTI integrantes
del RENIECYT; b) Capital humano; c) Formación de recur-
sos humanos de licenciatura y posgrado; d) Infraestructura
para la investigación; e) Productividad científica e innovado-
ra; y f) Financiamiento público y privado
62 Ver el apartado México en Cifras del sitio oficial del Instituto
Nacional de Estadística y Geografía (INEGI):
http://www3.inegi.org.mx/sistemas/mexicocifras/default.aspx
?e=9

70
Otros datos relevantes respecto al entorno social, eco-
nómico e institucional de la CDMX muestran que el gra-
do de escolaridad es de 10.5 años frente al indicador na-
cional que es de 8.6. Por su parte, con relación al total de
escuelas de educación básica y media superior para 2011,
la capital del país cuenta con 8,789.
En el Índice de Desarrollo Humano (IDH) que es una
medida compuesta sobre salud, educación e ingresos, la
CDMX se ubica en el primer lugar con un valor estatal de
0.83 (un valor más cercano a la unidad caracteriza IDH);
por su parte, también en el índice de Marginación -que
consiste en la medición de la intensidad de las privacio-
nes que padece su población en cuatro dimensiones so-
ciodemográficas: educación, residencia en viviendas
inadecuadas, percepción de ingresos monetarios insufi-
cientes y residencia en localidades rurales (Diagnósticos
de CTI, 2014), la entidad se ubica en el último escalón
con el número 32 representando el mejor desempeño.
Por su parte, en cuanto a indicadores relativos al Gé-
nero (Diagnóstico; 2014, 17), en la CDMX se destaca lo
siguiente:

1) Primer lugar en el Índice de Desarrollo Relativo al
Género (IDG): Se trata del índice que “estima la pér-
dida de logros en dimensiones clave como salud, em-
poderamiento y mercado laboral, debido a la de-
sigualdad de género”; la CDMX obtuvo un valor de
0.91, cifra superior al promedio nacional que es de
0.82.

2) Primer lugar en el Índice de Potenciación de Género
(IPG): mide el grado de participación de las mujeres

71
en las decisiones políticas, su acceso a oportunidades
profesionales, su participación en decisiones económi-
cas y el poder de decisión que tienen sobre los recursos
económicos. Cuando el indicador tiende a 1 indica que
existe una participación equitativa entre hombres y
mujeres, mientras que cuando tiende a 0 indica una
mayor desigualdad en la participación de los aspectos
considerados por el indicador.

La CDMX en indicadores de Ciencia, Tecno-
logía e Innovación

Con relación a algunos indicaros de desempeño de la
Ciudad de México en la materia, tales como capital hu-
mano e infraestructura en investigación se destaca lo si-
guiente63.

1) Concentra el mayor número de Centros de Investiga-
ción

 8 centros CONACyt
 35 de la UNAM
 8 del Instituto Politécnico Nacional
 23 de entidades federales
 24 del sector salud
 Otros centros privados

63 Los datos de este apartado son recuperados del Diagnósticos
Estatales de Ciencia, Tecnología e Innovación 2014 Distrito
Federal, Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología, Gobierno
del Distrito Federal, Secretaría de Ciencia, Tecnología e In-
novación del DF, pp. 18-37.

72
2) Del sector privado existen 1,417 organizaciones regis-
tradas en el RENIECyT, representando poco más de
20% del total nacional.

3) La Ciudad de México cuenta con 7,091 investigadores
e investigadoras del Sistema Nacional de Investigado-
res (2013), lo cual representa 37.4% del total nacional.
Este porcentaje representa, a su vez, que se cuenta con
797.3 investigadores del SNI por cada millón de habi-
tantes en la entidad. De ese total, cuatro instituciones
concentran el 70% de investigadores de la capital:

 2,740 investigadores/as (Universidad Nacional Au-
tónoma de México)
 982 investigadores/as (Universidad Autónoma Me-
tropolitana)
 669 investigadores/as (Instituto Politécnico Nacio-
nal)
 433 investigadores/as (Centro de Investigaciones y
de Estudios Avanzados del IPN)

El único detalle de la evolución por género –que este
Diagnóstico expone- da cuenta de la plantilla del SNI
durante el periodo que analiza (2002-2013), señalando
que la tasa de crecimiento promedio del grupo de muje-
res (7.2%) en la entidad, fue mayor a la de hombres
(5.8%). Sin embargo, no muestra totales netos de la inte-
gración al SNI desagregada por sexo.

73
Marco normativo e institucional de Ciencia
y Tecnología de la Ciudad de México

La materia de Ciencia, Tecnología e Innovación en la
Ciudad de México se rige, fundamentalmente por el Pro-
grama General de Desarrollo del DF 2013-2018; la Ley
de Ciencia, Tecnología e Innovación del Distrito Federal
(2013); el Programa de Ciencia y Tecnología del Distrito
Federal 2007-2012 (2007); así como la Ley para el Desa-
rrollo del Distrito Federal como Ciudad Digital y del Co-
nocimiento (2012).
Se conoce como Sistema estatal de Ciencia, Tecnología
e Innovación (CTI) a la relación que se genera entre los
diferentes actores involucrados en esta materia: las em-
presas, universidades, centros de investigación (CI), insti-
tutos y universidades tecnológicas, instituciones guber-
namentales, organismos no gubernamentales, así como
las leyes y normas que regulan y fomentan la interacción
entre estos actores (Diagnósticos Estatales de Ciencia,
Tecnología e innovación, 2014). A continuación se des-
glosa todo lo que comprende este Sistema local CTI en la
Ciudad de México:

1. La legislación y normatividad locales vinculadas con los
programas o acciones que realicen los sectores público,
social y privado en materia de CTI;
2. Las políticas, estrategias y acciones que en materia de
CTI defina la Secretaría;
3. El Programa de Ciencia y Tecnología del Distrito Fe-
deral, así como los programas correlativos de carácter
sectorial, regional y delegacional;

74
4. Los instrumentos de apoyo legal, administrativo y eco-
nómico a la investigación científica, tecnológica y de
innovación, establecidos en la presente ley y otros or-
denamientos;
5. Los estudios, investigaciones y proyectos para el desa-
rrollo de la CTI en el DF e incorporados al Sistema;
6. La infraestructura existente en el DF y que se destine a
las funciones de CTI, comprendiendo los recursos
humanos especializados, así como los recursos finan-
cieros, materiales, tecnológicos y de servicios que se
apliquen a la organización y funcionamiento del Sis-
tema;
7. Las actividades que realicen las dependencias y entida-
des de la Administración Pública del DF y las delega-
ciones, cuando se vinculen con el desarrollo de la in-
vestigación científica, tecnológica y la innovación;
8. Las actividades que desarrollen los grupos y CI del DF,
así como las instituciones de los sectores social y priva-
do en el mismo, o bien aquellas actividades que se
realicen con otras entidades federativas o el Gobierno
federal (Diagnósticos, p. 19).

Programa General de Desarrollo del DF 2013-2018

El Programa General de Desarrollo del DF 2013-2018
(PGDDF2013-2018) establece todas las bases, principios y
directrices que tendrán el diseño de las política de go-
bierno de la Ciudad de México. Textualmente señala que,
en él se establecen “los objetivos, metas y líneas de acción
que servirán de base para la definición e implementación
de las políticas públicas de la Ciudad de México hasta el
2018. A partir de él, se elaborarán los programas sectoria-

75
les, institucionales, parciales y especiales, y se desarrollará
la programación, presupuestación y evaluación de los
mismos que la Ley de Planeación de la entidad establece”
(Gaceta Oficial del Distrito Federal, 11 de septiembre de
2013; p. 4).
Dicho Programa está integrado en 5 Ejes para un Go-
bierno Ciudadano y 8 enfoques transversales. Los 5 ejes son
los siguientes: Eje 1. Equidad e Inclusión Social para el
Desarrollo Humano; Eje 2. Gobernabilidad, Seguridad y
Protección Ciudadana; Eje 3. Desarrollo Económico Sus-
tentable; Eje 4. Habitabilidad y Servicios, Espacio Público
e Infraestructura; Eje 5. Efectividad, Rendición de Cuen-
tas y Combate a la Corrupción.
Los 8 enfoques transversales ofrecen los criterios y la
orientación para articular las políticas públicas en los temas que
cruzan las funciones por áreas. A continuación se enuncian:

 Derechos Humanos
 Igualdad de Género
 Participación Ciudadana
 Transparencia
 Innovación, Ciencia y Tecnología
 Sustentabilidad
 Desarrollo Metropolitano
 Acción Internacional

Para los fines del análisis que nos proponemos en este
documento, nos interesa resaltar dos de los enfoques, el
de Igualdad de Género y el de Innovación, Ciencia y
Tecnología.
El enfoque Igualdad de Género, “responde a la idea de
que el problema de la desigualdad entre mujeres y hom-
bres no puede tratarse en forma sectorial, sino que sus

76
soluciones deben integrarse en todas las políticas y pro-
gramas, a todos los niveles y en todos los momentos de la
acción política: diagnóstico, formulación, diseño, imple-
mentación, presupuestación y evaluación” (PGDDF2013-
2018).
Para el PGDDF2013-2018 “incorporar la perspectiva
de género en el trabajo de la función pública implica el
análisis y la transformación de las relaciones de desigual-
dad entre mujeres y hombres, en cuanto al acceso a los
recursos y al poder, así como la eliminación de las estruc-
turas y los mecanismos discriminatorios existentes, pro-
moviendo la igualdad de trato, oportunidades y derechos
(igualdad sustantiva)” (PGDDF2013-2018; p. 141).
Dentro de los criterios de orientación que señala este
eje transversal son los siguientes:

• Garantizar el acceso a la salud integral, calidad de vi-
da, integridad y seguridad, así como el derecho a una
vida libre de violencia para las mujeres en todas las
etapas del ciclo de vida.
• Establecer en las acciones de gobierno la igualdad de
género, para que mujeres y hombres tengan las mis-
mas oportunidades de acceso y permanencia en em-
pleos formales de calidad, bien remunerados y que
permitan la conciliación entre la vida laboral, familiar
y personal.
• Impulsar una mayor participación de las mujeres en
los órganos y puestos de decisión, fomentando su par-
ticipación política.
• Desarrollar acciones que amplíen el acceso y perma-
nencia de las mujeres y las niñas en la educación (bási-
ca, media y superior), en igualdad de condiciones para
su desarrollo social, económico y político.

77
• Asignar recursos con perspectiva de género en las dis-
tintas actividades institucionales y programas.
• Impulsar estrategias de orden estructural partiendo de
información desagregada por sexo, que identifique las
brechas de desigualdad entre mujeres y hombres, a fin
de impactar gradualmente en la construcción de una
cultura institucional de género en el interior de la
Administración Pública del Distrito Federal.

Por su parte, el enfoque de Innovación, Ciencia y Tecno-
logía considera indispensable a la innovación, especial-
mente la soportada en la ciencia y la tecnología de avan-
zada, que integre a las mejores instituciones de enseñanza
e investigación en el compromiso de transformar creati-
vamente el aparato productivo, ya sea privado o social
(PGDDF2013-2018).
Tal como lo señala el Programa, estos enfoques trans-
versales habrán de considerarse al diseñar, decidir, ejecu-
tar y evaluar las políticas públicasimpulsadas por el go-
bierno de la Ciudad.
A continuación destacamos que en el Eje 3 Desarrollo
Económico Sustentable, en la llamada “Área de oportunidad
7. Innovación, Ciencia, Tecnología y Sector Productivo”,
en varios de sus objetivos, metas y líneas de acción se hace
mención explícita la incorporación del criterio de orien-
tación de la igualdad de género:

OBJETIVO 1
Desarrollar competencias en la población para utilizar la
ciencia, la tecnología y la innovación para mejorar en
formasustentable la calidad de vida, incorporando crite-
rios de igualdad de género.

78
OBJETIVO 2
Apoyar a las y los estudiantes del nivel medio-superior y
superior para que adquieran las competencias necesarias
que lespermitan insertarse en el mercado laboral con un
empleo acorde a su nivel de preparación.

META 1
Mejorar la inserción laboral de las y los jóvenes técnicos y
profesionistas egresados de las instituciones de educación
mediay superior de la Ciudad de México, con criterios
deigualdad de género.

META 3
Incluir la perspectiva ambiental y de resiliencia con enfo-
que de género en la formación profesional para atender
con visión integral y prospectiva la problemática de cam-
bio climático que vive la Ciudad de México y el mundo.

LÍNEAS DE ACCIÓN
• Promover entre las instituciones de educación media y
superior la inclusión de la temática ambiental, de resi-
liencia y de cambio climático en los programas de es-
tudio e investigación, con criterios de igualdad de gé-
nero.

OBJETIVO 3
Fortalecer las acciones de educación continua, capacita-
ción y certificación de competencias laborales para apoyar
a la población en su desarrollo laboral, incorporando el
enfoque de género.

79
META 2
Contribuir a incrementar la reinserción de la población
desocupada en el mercado laboral con criterios de igual-
dad de género.

Comentario al Programa General de Desarrollo del DF
2013-2018 en su relación con el tema de Ciencia, tecno-
logía, innovación y género

1. El Programa está escrito con lenguaje incluyente. Hace
referencia por separado a mujeres y hombres, al mis-
mo tiempo usa los genéricos femeninos y masculinos.

2. Dentro de los enfoques transversales que deben consi-
derarse en el diseño e instrumentación de las políticas
públicas, se encuentra el eje transversal e igualdad de
género.

3. En específico en el tema de Ciencia, tecnología e inno-
vación en algunos de los objetivos, metas y líneas de
acción, se hace énfasis en considerar el criterio y enfo-
que de igualdad de género. No obstante, no cuenta
con objetivos específicos tendientes a generar espacios
de investigación de las problemáticas de género, tam-
poco se indica la necesidad de generar indicadores pa-
ra evaluar la aportación de las mujeres en las distintas
áreas asociadas a la Ciencia, tecnología e innovación,
entre otros.

80
Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación del Distrito
Federal

La Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación del Distrito
Federal (LCTIDF), la cual fue publicada en la Gaceta Ofi-
cial del Distrito Federal el 29 de enero de 2013, tiene por
objeto promover, instaurar y fomentar las actividades
tendientes al desarrollo científico, tecnológico e innova-
ción de la ciencia, así como, conservar y aumentar el em-
pleo y el desarrollo económico (artículo 1).
Dicha Ley crea la Secretaría de Ciencia, Tecnología e
Innovación del Distrito Federal a la que le corresponde
diseñar y normar las políticas inherentes al estudio y
desarrollo de la ciencia, tecnología e innovación en la
ciudad, así como impulsar, desarrollar y coordinar todo
tipo de actividades relacionadas con la ciencia (artículo 7).
También las Delegaciones de la Ciudad de México
tienen obligaciones en la materia: Deben 1) participar en
la elaboración y ejecución de los programas de fomento y
utilización de nuevas tecnologías; 2) Ejecutar las acciones
de desregulación y simplificación administrativa, de
acuerdo con los lineamientos que establezca la adminis-
tración pública; 3) Impulsar los proyectos de fomento
científico, tecnológico y de innovación que propicien la
creación de nuevos empleos derivados de la materia; 4)
Organizar en conjunto con la Secretaría foros cuya finali-
dad sea la difusión de las nuevas tecnologías e innovacio-
nes a la ciencia; y 5) Promover la concertación con los
sectores privado y social para impulsar el desarrollo sus-
tentable de la ciencia, tecnología e innovación en su de-
marcación territorial (artículo 9).

81
Por su parte, las instancias para el desarrollo científico,
tecnológico e innovación en la Ciudad de México son las
siguientes:

1. Consejo de Desarrollo Científico, Tecnológico e In-
novación del Distrito Federal: éste órgano es el espe-
cializado de consulta de la Secretaría, de opinión, ase-
soría y análisis, mediante el cual participan las depen-
dencias, las delegaciones del Distrito Federal, los sec-
tores privado, académico y social para mantener e im-
pulsar el fomento y desarrollo de nuevas tecnologías e
innovaciones a la ciencia (artículo 11).

2. Comités de Fomento y Desarrollo Científico, Tecno-
lógico e Innovación: estos comités se formarán en ca-
da Delegación e instrumentarán su propio programa,
serán foros permanentes de participación de organiza-
ciones productivas del sector privado, social y acadé-
mico, con el objeto de impulsar las nuevas tecnologías
y promover la sustentabilidad ambiental a través de las
mismas (artículo 17).

En la LCTIDF se regula la existencia del Programa de
Ciencia, Tecnología e Innovación del Distrito Federal, el
cual es considerado como el instrumento rector de la po-
lítica de ciencia, tecnología e innovación de la Adminis-
tración Pública del Distrito Federal; y será formulado e
integrado por la Secretaría de Ciencia Tecnología e Inno-
vación del DF (artículos 25, 28 y 30).

82
Comentario a la LCTIDF con relación al tema de género

Después de hacer una revisión minuciosa del contenido
de la LCTIDF con los lentes de género, destacamos lo si-
guiente:

1) No usa un lenguaje incluyente. Se refiere todo el tiem-
po a investigadores, profesores y usuarios; utiliza el
género masculino para referirse a los grupos de per-
sonas a los que se dirige el contenido de la ley.

2) Carece de un principio rector, un apartado específico,
obligaciones o sugerencias que indiquen la incorpora-
ción de la perspectiva de género en la elaboración de
las políticas públicas en materia de Ciencia, Tecnolo-
gía e Innovación64.

64A diferencia de las recientes reformas incorporadas a la Ley
de Ciencia y Tecnología para el ámbito federal, en las cuales
se incluye la obligación por parte del Estado de
“…Promover la inclusión de la perspectiva de género con
una visión transversal en la ciencia la tecnología y la innova-
ción así como una participación equitativa de mujeres y
hombres en todos los ámbitos del Sistema Nacional de
Ciencia Tecnología e Innovación” (artículo 2); así como que
“(…)Las políticas instrumentos y criterios con los que el Go-
bierno Federal fomente y apoye la investigación científica el
desarrollo tecnológico y la innovación deberán buscar el
mayor efecto benéfico de estas actividades en la enseñanza y
el aprendizaje de la ciencia y la tecnología en la calidad de
la educación particularmente de la educación superior en la
vinculación con el sector productivo y de servicios así como
incentivar la participación equilibrada y sin discriminación
entre mujeres y hombres y el desarrollo de las nuevas gene-
raciones de investigadores y tecnólogos” (artículo 12); “…en

83
3) No indica alguna obligación de representación parita-
ria de mujeres y hombres en la integración de los ór-
ganos e instancias para el desarrollo científico, tecno-
lógico e innovación de la Ciudad de México.

Ley para el Desarrollo del Distrito Federal como Ciu-
dad Digital y del Conocimiento (2012)

Esta Ley para el Desarrollo del Distrito Federal como
Ciudad Digital y del Conocimiento se publica en la Gace-
ta Oficial del Distrito Federal el 29 de febrero de 2012.
Tiene como objeto establecer el marco normativo para
que la Ciudad de México se consolide como una Ciudad
Digital y del Conocimiento (artículo 1).
En su artículo 3, se hace mención a las mujeres al esta-
blecer que esta Ley “es el marco jurídico para lograr el
Desarrollo del Distrito Federal como Ciudad Digital y del

la medida de lo posible el sistema deberá incluir informa-
ción de manera diferenciada entre mujeres y hombres a fin
de que se pueda medir el impacto y la incidencia de las polí-
ticas y programas en materia de desarrollo científico tecno-
lógico e innovación” (artículo 14); “El gobierno federal apo-
yará la investigación científica y tecnológica que contribuya
significativamente a desarrollar un sistema de educación
formación y consolidación de recursos humanos de alta cali-
dad en igualdad de oportunidades y acceso entre mujeres y
hombres” (artículo 42).

84
Conocimiento desde una base de justicia social y median-
tela coordinación de todos los sectores involucrados que
hagan posible:

(…)
IX. Crear la capacidad en todos los habitantes del Dis-
trito Federal, para que puedan emplear plenamente las
oportunidades que les brinda una Ciudad Digital y del
Conocimiento para su desarrollo sostenible y la mejora
de su calidad de vida.
Particularmente en el caso de los niños, jóvenes, mu-
jeres, adultos mayores; así como los grupos marginados
y vulnerables de la sociedad.

Participan en la instrumentación y aplicación de esta Ley,
diversas instituciones del Gobierno de la Ciudad de Mé-
xico, entre ellas: la Secretaría de Educación, la Secretaría
del Trabajo y Fomento al Empleo; Secretaría de Cultura,
Secretaría Salud, Secretaría de Desarrollo Económico.

Políticas públicas CTI y Género: revisión
del Tercer informe de la Secretaría
de Ciencia, Tecnología e Innovación

Debido a que la Secretaría de Ciencia, Tecnología e In-
novación del Distrito Federal (SECITI) creada el año
2013 es la institución encargada del diseño e instrumen-
tación de las políticas en materia de SECITI en el ámbito
territorial de la Ciudad de México, nos proponemos revi-
sar si dichas políticas incorporan la perspectiva de géne-
ro, es decir, si el trabajo institucional, así como la elabora-

85
ción de las mismas se realizan bajo el enfoque transversal
de Igualdad de Género señalado en el PGDDF2013-2018.
Para ello, nos enfocamos en analizar el Tercer Informe
de Gobierno de la Ciudad de México en el apartado co-
rrespondiente a la SECITI, en el cual se da cuenta de las
que –desde su consideración- son los más importantes
resultados de sus políticas y actividades de gobierno en la
materia.

Investigación especializada y apoyo

En este rubro que afirma la SECITI tiene como propósito
“promover y apoyar proyectos de la academia y sectores
productivos que resuelvan algunos de los principales pro-
blemas de la Ciudad de México en áreas como: salud,
medio ambiente y formación de recursos humanos de alto
nivel en ciencia y tecnología” (p. 8), se promovieron pro-
gramas de apoyo a estudiantes en diferentes niveles para
que cuenten con una capacitación especializada.

Estancias posdoctorales y doctorales

Dentro de esos programas, se encuentran Estancias pos-
doctorales en Europa y América, así como Becas posdoc-
torales y doctorales en coordinación con otras institucio-
nes y programas como el CONACyT y el Programa de
intercambio para América Latina y el Caribe. La pobla-
ción que resultó beneficiada, la SCTI la desagrega por
género, mujeres y hombres. En los resultados de la con-
vocatoria 2014-2015 para realizar estancias doctorales en
América y Europa, el 40% correspondió a mujeres y el

86
60% a hombres (ver pág. 9). En la convocatoria del mis-
mo carácter pero relativa al periodo 2015-2017, bajó la
proporción de mujeres, quedando en un 20% para ellas y
60% de los aceptados para los hombres.
Por otra parte, dicho Informe presenta datos desagre-
gados del total de becarias y becarios durante el periodo
de septiembre de 2014 a agosto de 2015, pero sin preci-
sar si se trata de un Programa de becas en particular o de
todo el conjunto de becas asignadas por la SECITI. En
ese cuadro se muestra que los meses de septiembre, octu-
bre, noviembre, diciembre, enero, febrero, marzo, abril y
mayo la relación de asignación de becas por género osciló
entre 20% y 30% a mujeres frente a un 80% y 60% a
hombres; mientras que los meses junio y agosto se equi-
paró en el 50% a los dos géneros, y destacó el mes de ju-
lio a favor de las mujeres (no obstante no se puede preci-
sar con la gráfica que se muestra, pues pareciera que las
mujeres obtuvieron un 50% frente a un 20% de los hom-
bres, pero habría un faltante del 30%, lo cual nos indica
un error). En una siguiente gráfica (en ninguna se indica
numeración de las gráficas), se muestra desagregado por
género la asignación de becas a estancias, ubicándose a
las mujeres en un 30% y a los hombres en un 70% (ver
pág. 10).

Premio Heberto Castillo de la Ciudad de México

Este premio lo otorga el Gobierno de la Ciudad de Méxi-
co a través de la SECITI para reconocer las aportaciones
de hombres y mujeres en la ciencia y la tecnología y que
son útiles para la sociedad. En la edición 2015 del Premio
que se informa, el jurado calificador estuvo integrado por

87
siete prestigiados integrantes de la comunidad científica
mexicana, de los cuales sólo se contó con una mujer,
quien compartió la presidencia con otro varón de los in-
tegrantes. El Premio lo ganó un científico varón, el Dr.
Jorge Carlos Alcocer Varela (ver pág. 11).
Integración del Jurado calificador del Premio Heberto
Castillo edición 2015:

 Dra. Elena Álvarez Buylla-Roces, Presidenta. Instituto
de Ecología de la UNAM
 Dr. Manuel Peimbert Sierra. Presidente. Instituto de
Astronomía de la UNAM
 Dr. David KershenobichStalnikoviz, Instituto Nacional
de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán”
 Dr. Jorge Aceves Ruíz, CINVESTAV-IPN
 Dr. Rafael Loyola Díaz, Centro de Cambio Global y la
Sustentabilidad en el Sureste, Instituto de Investiga-
ciones Sociales de la UNAM
 Ing. Javier Jiménez Espriú, NEC de México
 Dr. Juan Ramón de la Fuente Ramírez, The Aspen
Institute, México

Como se puede observar, en la integración del jurado no
hubo un criterio paritario de representación de género,
no obstante la posición que se puede considerar de mayor
peso en un jurado, la presidencia, sí la ocupa una mujer
pero de forma compartida con otro de los integrantes,
que es un hombre. Es importante señalar este punto, en
tanto la composición mayoritaria de hombres en el jurado
puede influir en la decisión final de otorgar el premio a
un hombre o a una mujer. De ahí que el enfoque trans-
versal de Igualdad de Género en el que se establece en el
PGDDF2013-2018 “Impulsar una mayor participación

88
de las mujeres en los órganos y puestos de decisión”,
tiene un sentido y razón de ser, que consiste en propiciar
mejores condiciones para el desarrollo y reconocimiento
de las mujeres en la ciencia, tecnología e innovación.
En rubro de premios, sería muy estimulante establecer
un premio específico para las mujeres, de tal manera que
se puede visibilizar y reconocer los aportes que las muje-
res han realizado a la ciencia, la tecnología y la innova-
ción en la Ciudad de México.

Programa de Estímulos a la Investigación, Desarrollo
Tecnológico e Innovación (PEI) en la Ciudad de Méxi-
co

Dentro de este Programa, la SECITI llevó a cabo junto
con otras instituciones como la Secretaría de Desarrollo
Social de la Ciudad (SEDECO) y el Fondo para el Desa-
rrollo Social de la Ciudad de México (FONDESO) una
serie de talleresque tuvieron como objetivo empezar un
“proceso sostenidode innovación y de desarrollo tecnoló-
gico que transforme los procesos productivos y que fo-
mente la vinculación entre los centros de investigación y
universidades, con la industria y las empresas del sector
privado” (p. 12). Se trató de talleres y actividades en cu-
yos temas no se alcanzó a visibilizar alguno relativo a la
incorporación y estímulo de las mujeres en la ciencia y la
tecnología, por ejemplo (ver gráficos de las págs. 12 y
13).

89
Proyectos apoyados por la SECITI

En cuanto a los proyectos beneficiados con el apoyo fi-
nanciero de la SECITI, se pudo contabilizar alrededor de
40. Están divididos por rubros: salud, medio ambiente,
innovación y desarrollo económico, así como seguimien-
tos a proyectos del Instituto de Cardiología. En cada uno
de ellos se explica en qué consiste la investigación y cuáles
son sus propósitos, se señala la institución de la cual pro-
cede. Sin embargo, no se hace explícito en el Informe si
está a cargo de una mujer o de un hombre, o de varios
hombres o mujeres en colectivo. Sería importante que se
desagregara por sexo la coordinación de cada investiga-
ción para contar con mejores indicadores de la incorpo-
ración del enfoque transversal de la igualdad de género
que se establece en el PGDDF2013-2018.
En cuanto a los temas de las investigaciones y su vincu-
lación con género, solo dos de ellas podrían tener un im-
pacto en la vida de las mujeres o en las relaciones entre
hombres y mujeres: 1) desarrollo de un método de diag-
nóstico de cáncer mamario mediante el análisis de los
niveles de micrornas presentes en sangre de mujeres me-
xicanas residentes en la Ciudad de México y 2) contracep-
tivo masculino, respectivamente.
En el rubro de Actividades Institucionales, la SECITI
informó que realizó actividades y se sumó a diversos pro-
gramas instituciones en pro de la Igualdad de Género. En
el marco del Programa General de Igualdad de Oportu-
nidades y No discriminación hacia las Mujeres de la Ciu-
dad de México, la SECITI desarrolló un diagnóstico insti-
tucional sobre el tema, el cual tiene como propósito visibi-
lizar las condiciones de equidad entre hombre y mujeres

90
al interior de la SECITI, pero no informa cuáles fueron
los resultados, tampoco dónde se pueden consultar.
También la institución realizó la campaña: “Conoce la
Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación del Distri-
to Federal”, la cual tiene el objetivo difundir y divulgar
los contenidos de la Ley para Prevenir y Eliminar la Dis-
criminación del Distrito Federal a través de redes socia-
les”. Por otra parte, en una pequeña viñeta al final del
informe se ubica la Campaña “Mujeres en la ciencia”, en
el marco del Día Mundial de la Mujer, donde destacaron
a una mujer científica mexicana y sus aportaciones al ám-
bito de la ciencia, la tecnología y la innovación.

Entrevista a dos funcionarios (as) de la SECITI

Con la finalidad de obtener más información que amplia-
ra nuestro análisis en torno a las políticas públicas que
implementan en la SECITI en ciencia, innovación, tecno-
logía en materia de género, solicitamos una entrevista al
personal directivo de dicha Secretaría. Fui recibida para
tal entrevista el día 29 de septiembre en las oficinas de la
Dirección General de Gestión, Planeación y Políticas en
Ciencia, Tecnología e Innovación, estando presentes la
titular de la Dirección la Mtra. Yamel Nacif Osorio y el
Dr. Javier González Garza en calidad de asesor de la Se-
cretaría –según se nos comentó en la presentación.
Se realizó una entrevista abierta, en calidad de charla
que incluyó las siguientes preguntas, las cuales se contes-
taban por los dos funcionarios(as) de forma intercalada,
sin darse orden de prioridad entre ellos. A continuación
se esbozan las preguntas con sus respuestas:

91
1. En términos generales, ¿cómo incorpora el SECITI la
perspectiva de género en sus programas?

No hay nada, pero la mayor parte de la Secretaría las mujeres
están incorporadas, una gran parte de la Secretaría son mujeres;
en una parte burocrática horrible con dar cursos, también están
(R. Javier González Garza).
Hemos tratado que los proyectos estén aperturados para muje-
res, pero no queremos que se restrinjan a este tipo de acciones,
51% son mujeres que trabajan en la SECITI. En cuanto a be-
cas, programas específicos, se incorporan de manera general (R.
Yamel Nacif Osorio).
No nos parece que deba incorporarse la perspectiva de géne-
ro, pues en realidad aquí la Secretaría debe apoyar algún pro-
yecto que resuelva problemas de la Ciudad de México en Ciencia,
Tecnología e Innovación, eso es lo que debe contar. No usamos
cuotas de género (R. Javier González Garza).

2. ¿Cuáles acciones y políticas específicas diseña el SECI-
TI para que las mujeres participen de forma igualitaria
en la ciencia, la tecnología y la innovación en la Ciudad
de México?

Hemos impulsado desde abajo que se dé la perspectiva de género,
doscientos mil jóvenes que ayudamos a capacitar también en
temas de género, a través del programa PREPA Sí. Tuvimos un
proyecto de tecnologías de la información, que enseñaba progra-
mación para las niñas y en cuestiones de astronomía, así como
un programa de becas para madres trabajadoras. (R. YamelNa-
cif Osorio).

3. ¿Cada vez que se diseña un programa o acción se con-
sideran criterios especiales para contrarrestar la desigual-

92
dad de género y de qué manera? ¿Podría indicar alguno
en específico?

No, no tenemos ese criterio (R. Javier González Garza).
Trabajamos en conjunto con otros programas de la adminis-
tración pública en materia de género, se hace mucho énfasis a
nivel de política pública que todas las acciones de política pública
(R. YamelNacif Osorio).

4. ¿En la asignación de recursos para proyectos de inves-
tigación se considera alguna cuota de género?

No, no se tiene así considerado en cuanto a los proyectos de in-
vestigación, pero sise tiene un presupuesto asignado para accio-
nes afirmativas, unidad de igualdad sustantiva y cursos de capa-
citación. Hemos detectado que la mayoría son mujeres en proyec-
tos, fomentamos que se sigan incorporando mujeres. La mayoría
de investigadoras son mujeres.
(R. YamelNacif Osorio).

5. En la integración de comisiones, comités, jurados se
considera la importancia de incorporar mujeres, ¿cómo lo
hacen?

No tenemos ese criterio, se revisan currículums, expertise y tra-
yectorias.
En el Consejo, se integran por una cuestión curricular, los
comités delegacionales se conforman por comisionados, consejeros
que proponen las propias delegaciones. Sobre los premios, los
grupos de evaluadores expertos son de acuerdo con la expertise
(R. YamelNacif Osorio).

93
6. ¿Cuál es el porcentaje de mujeres en puestos de direc-
ción en esta Secretaría?
Sí, se cuenta con muchas mujeres en puestos de direc-
ción (R. Javier Garza González).
No tenemos el dato a la mano, pero se lo podemos
enviar (R. Yamel Nacif Osorio).

7. ¿Cuáles serían los resultados globales que podría seña-
lar que la Secretaría ha arrojado en materia de impulso a
la igualdad de género?
Estamos preparando el último (quinto informe), te lo
puedo enviar por correo electrónico. Ahí están las becas,
proyectos asignados a mujeres y demás.
Ante la sugerencia de la entrevistadora de dar un co-
mentario final sobre el tema, Javier González Garza
apuntó lo siguiente:

El mayor impulso que se ha dado para la integración de la mu-
jer, lo dio el 68, si revisas cuántas mujeres estudiaban en el Poli
(Instituto Politécnico Nacional) o en la UNAM, la irrupción de
las mujeres se dio allí, el problema de la igualdad, es más social,
más de lucha que de otra cosa. Tiene que irrumpir otra vez,
como esa irrupción.
No podemos meternos en el asunto de que solo entren mujeres
para tales cosas, se va dando tanto en ciencia biológicas, ciencias
sociales como en otras.

Comentario puntual en torno a la entrevista

Lo que nos permite apreciar esta breve entrevista a fun-
cionarios (as) de la SECITI es lo siguiente:

94
1. La planta de funcionarios de una institución, por lo
general, está integrada algunas veces por personas es-
pecializadas en el tema, pero también por políticos de
carrera Javier González Garza65 -no obstante su forma-
ción como científico pues tiene Doctorado en Matemá-
ticas por el Centro de Investigación y de Estudios
Avanzados del Instituto Politécnico Nacional- no nece-
sariamente conocen a fondo las obligaciones
(PGDDF2013-2018 y leyes) que tiene la institución en
hacer avanzar la incorporación de las mujeres en las
áreas de ciencia, la tecnología y la innovación y que
existen estrategias específicas para llevarla a cabo, lo
cual se puede apreciar en sus respuestas.
2. Se requiere que los mandos medios y altos de una ins-
titución estén capacitados en materia de género para
que logren comprender la problemática (obstáculos,
retos) que viven especialmente las mujeres en el campo
de la ciencia y la tecnología, lo que redundaría en
comprender la importancia de diseñar programas es-
pecíficos con el enfoque de género al interior de la ins-
titución y su impacto en la población que se atiende,
así como de la participación de las mujeres en los co-
mités y órganos de decisión a través de cuotas de géne-
ro.

Reflexión final: caminos por seguir andando

Después de este breve recorrido por el marco jurídico e
institucional, así como de las políticas públicas de la Ciu-
dad de México en Ciencia, tecnología e innovación con

65https://es.wikipedia.org/wiki/Javier_Gonz%C3%A1lez_Garza.

95
relación a la temática de género, nos permitimos plantear
puntualmente las siguientes observaciones:

1. La entidad cuenta con un marco programático impor-
tante –el PGDDF2013-2018-, en cuyo contenido se in-
corpora el enfoque transversal de Igualdad de Género
que debe guiar el diseño e implementación de las polí-
ticas públicas de todas las instituciones del Gobierno
de la Ciudad de México, entre ellas, la Secretaría de
Ciencia, Tecnología e Innovación de la entidad, todos
sus trabajos y actividades.
2. A las leyes que rigen la materia en la entidad: la Ley de
Ciencia, Tecnología e Innovación del DF, así como la
Ley para el Desarrollo del Distrito Federal como Ciu-
dad Digital y del Conocimiento, les hace falta incorpo-
rar en su contenido legal la perspectiva de género co-
mo eje transversal del diseño de las políticas públicas
en la materia objeto de estas leyes. A su vez, establecer
la obligación de incentivar la participación equilibrada
y sin discriminación entre mujeres y hombres y el
desarrollo de las nuevas generaciones de investigado-
res y tecnólogos; elaborar sistemas de información con
el criterio de desagregación por sexo, para poder me-
dir la evolución de las mujeres en los sistemas de cien-
cia, tecnología e innovación; así como propiciar la
igualdad de oportunidades de mujeres y hombres en
todos los ámbitos del SLCTI.
3. Establecer al interior de la Secretaría de Ciencia, Tec-
nología e Innovación de la Ciudad de México y una
instancia encargada de darle seguimiento, criterios
claros y específicos de Igualdad de Género para el di-
seño e implementación de las políticas públicas y todas
las actividades que realiza, así como la capacitación en

96
la perspectiva de género a profundidad no solo del
personal de base sino de funcionarios (as) medios y al-
tos para la comprensión del tema.
4. Sugerencias específicas: instaurar un premio para re-
conocer la trayectoria y aportes de las mujeres científi-
cas de la Ciudad de México; un reconocimiento explí-
cito a las universidades y/o centros e institutos que
promueven de forma fehaciente la formación e impul-
so a las investigaciones realizadas por mujeres de la
entidad; integrar los jurados y los órganos de decisión
de forma paritaria de mujeres y hombres.

Como se puede observar, a pesar de los avances de la
incorporación de la perspectiva de género en la materia
de ciencia, tecnología e innovación en la Ciudad de Méxi-
co, aún falta seguir caminando en esta dirección y fortale-
cer los avances.

Referencias
Diagnósticos Estatales de Ciencia, Tecnología e Innovación 2014.
Distrito Federal, Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología,
Gobierno del Distrito Federal, Secretaría de Ciencia, Tecno-
logía e Innovación del DF.
Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación del Distrito Federal.
Programa General de Desarrollo del Distrito Federal 2013-
2018.
Instituto Nacional de Estadística y Geografía, México en Cifras.
Consultado en:
http://www3.inegi.org.mx/sistemas/mexicocifras/default.aspx
?e=9

97
98
Nayarit: Las mujeres
en la ciencia y la tecnología
Lourdes C. Pacheco Ladrón de Guevara66,
Ma. del Refugio Navarro Hernández67
y Laura Isabel Cayeros López6869

Introducción

A
partir de la obligación para México de estable-
cer políticas que tiendan a la incorporación de
las mujeres a la ciencia y la tecnología derivada
de compromisos internacionales, se realiza un
estudio sobre las medidas adoptadas por el Estado de
Nayarit para hacer realizar esa obligación. En particular,
se realiza un análisis de la Ley de Ciencia y Tecnología de
Nayarit, así como de las principales acciones realizadas
por el Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología.
Con la finalidad de tener una visión integral sobre las
condiciones de las mujeres para realizar ciencia y tecno-
logía, el presente documento aborda los principales re-

66 Doctora en Ciencias Sociales, investigadora de la Universi-
dad Autónoma de Nayarit, lpacheco@uan.edu.mx
67 Doctora en Ciencias de la Educación, investigadora de la
Universidad Autónoma de Nayarit, cu-
ca_navarro@yahoo.com.mx
68 Doctora en Desarrollo Regional, investigadora de la Univer-
sidad Autónoma de Nayarit, lcayerosl@hotmail.com
69 En la recopilación y sistematización de información partici-
paron: Carolina Villalobos, Luis Jiménez y Martina Carlos.

99
sultados del Sistema Estatal de Ciencia y Tecnología a
través de los proyectos de investigación financiados por el
Fondo Mixto Nayarit-CONACyT; los proyectos de inves-
tigación realizados en la Universidad Autónoma de Naya-
rit; los méritos reconocidos a la planta científica de Naya-
rit a través del otorgamiento de la Medalla Nayarit de
Ciencia y Tecnología y el Lenguaje utilizado en la promo-
ción y difusión de la ciencia y la tecnología en la Entidad.

Los acuerdos internacionales: Los objetivos del Desa-
rrollo Sostenible

En septiembre de 2015 las Naciones Unidas adoptaron
formalmente los Objetivos del Desarrollo Sostenible(ODS) en
los cuales se formulan 17 objetivos de desarrollo orienta-
dos a lograr disminuir la pobreza global, la desigualdad y
los daños socioambientales. Uno de los objetivos se refie-
re a “Lograr la igualdad entre los géneros y empoderar a
todas las mujeres y las niñas” (Objetivo 5).
Para dar cumplimiento a los ODS, en México a nivel
nacional y en los gobiernos subnacionales, los Consejos
Estatales de Ciencia y Tecnología deben dar materialidad
a diversos objetivos específicos vinculados al campo de la
ciencia y la tecnología. Entre ellos destacan:

“5.1. Poner fin a todas las formas de discriminación contra to-
das las mujeres y las niñas en todo el mundo.

5.4. Reconocer y valorar los cuidados y el trabajo doméstico no
remunerado mediante la prestación de servicios públicos, la pro-
visión de infraestructura y la formulación de políticas de protec-
ción social, así como la promoción de la responsabilidad compar-

100
tida en el hogar y la familia, según proceda en cada país.

5.5. Velar por la participación plena y efectiva de las mujeres y
la igualdad de oportunidades de liderazgo en todos los niveles de
decisión en la vida política, económica y pública.

5.6. Emprender reformas que otorguen a las mujeres el derecho
a los recursos económicos en condiciones de igualdad, así como el
acceso a la propiedad y al control de las tierras y otros bienes, los
servicios financieros, la herencia y los recursos naturales, de
conformidad con las leyes nacionales.

5.7. Mejorar el uso de la tecnología instrumental, en particular
la tecnología de la información y las comunicaciones, para pro-
mover el empoderamiento de la mujer.

5.8. Aprobar y fortalecer políticas acertadas y leyes aplicables
para promover la igualdad entre los géneros y el empoderamien-
to de las mujeres y las niñas a todos los niveles”.

Dentro de una visión integral de los ODS, el Objetivo no.
4, señala la necesidad de Garantizar una educación inclu-
siva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de
aprendizaje durante toda la vida…, el cual tiene un obje-
tivo específico referido al acceso de las mujeres a la cien-
cia y la tecnología:

4.b Aumentar sustancialmente para el año 2020, el número de
becas disponibles para los países en desarrollo, en particular los
países menos adelantados, los pequeños Estados insulares en
desarrollo y los países de África, a objeto que sus estudiantes
puedan matricularse en programas de estudios superiores, in-
cluidos programas de formación profesional y programas técni-

101
cos, científicos, de ingeniería y de tecnología de la información y
las comunicaciones, en países desarrollados y otros países en
desarrollo

Además de lo anterior, existen instrumentos a nivel in-
ternacional que establecen el principio de igualdad y no
discriminación basados en el sexo que aluden al ámbito
científico y tecnológico. En particular, se trata de subrayar
el principio de igualdad en la generación de conocimien-
to y propiciar una mayor participación de las mujeres en
la academia y la investigación. Una selección de esos ins-
trumentos son:

 Declaración sobre la Ciencia y el Uso del Saber Cientí-
fico (Budapest, 1999),
 Grupo Helsinki sobre Mujeres y Ciencia (1999),
 Iniciativa Hemisférica sobre Recomendaciones para
Integrar la Perspectiva de Género en las Políticas y los
Programas de Ciencia y Tecnología en las Américas
(2004)

Las mujeres en la ciencia

La historia de las mujeres en la ciencia ha sido realizada a
partir de reconocer a aquellas mujeres que se destacaron
en el ámbito de la ciencia masculina, lo cual deja de lado
las aportaciones de una gran cantidad de mujeres. Se
trata de estudios donde lo que se resalta es la participa-
ción de las mujeres en la ciencia modelada por la mirada
masculina.
Las mujeres han llegado a la ciencia desde lugares de
desventaja: acalladas en la vida privada, excluidas de la

102
educación, inferiorizadas intelectualmente, han arribado
a la ciencia como intrusas a una fiesta a la que no fueron
convocadas (Pacheco, 2010). De ahí que su llegada a la
ciencia haya sido vista con recelo en diversas tradiciones
científicas masculinas.
Otro elemento importante a considerar es el hecho de
que el mundo científico estaba conformado como un es-
pacio masculino a la llegada de las mujeres, de ahí que las
mujeres tuvieran que participar de las reglas establecidas
si querían ser parte de ese mundo. La credencialización
académica, el sometimiento a evaluaciones establecidas
para medir características masculinas de ascenso, la abs-
tracción hecha de las responsabilidades reproductivas de
las mujeres, fueron parte de los elementos de generiza-
ción del ámbito científico (Pérez, 2000).
La ciencia y sus productos ha avanzado en un supuesto
universalismo científico del cual han estado excluidas las
mujeres. El universalismo científico piensa al hombre
como el centro desde el cual deben radiar todas las cien-
cias. Los avances y resultados de la ciencia deben tender a
resolver los problemas del hombre, tender a la construc-
ción de un mundo de bienestar, liberarlo del trabajo ago-
biante y tender a la realización de la utopía en la tierra.
Pero esa visión, supuestamente universal, fue definida por
el conjunto de los varones (varones, jefes de una familia,
esto es, de un ámbito privado), los cuales, desde una es-
tructura jerárquica respecto de las mujeres podían poner-
se de acuerdo sobre el universalismo científico y definir el
interés científico. Este interés de ellos, definido en ausen-
cia de las mujeres, fue convertido en universalismo cientí-
fico, abrogándose el derecho de convertirlo, también, en
interés común de ellas, las que no habían participado en

103
esa decisión. La universalización del hombre llevó a cabo,
también, la universalización de sus intereses en la ciencia.
Si se agrega a lo anterior que el conocimiento científi-
co se constituyó con un estatuto de validez universal y que
ello significa la visión cierta de lo dado objetivamente, se
tendrán los elementos básicos de la construcción de la
ciencia de lo real. Al construir el andamiaje de la ciencia,
el orden patriarcal perseguía el afán de orden, de armo-
nía social que lograría la felicidad.
El universalismo científico fue fundado sobre la base
de la desigualdad de hombres y mujeres. Esa desigualdad
operaba como dispositivo cultural que evocaba múltiples
representaciones (Amorós, 2005) actuaba dentro de los
conceptos ordenadores de la ciencia, formaba parte de las
interpretaciones simbólicas, organizaba las instituciones
de producción y generación de conocimiento y moldeaba
la subjetividad con la cual se interpretaban los resultados de
los experimentos, la forma de preguntar y de responder.
El interés científico, entonces, se definió como lo vin-
culado al bienestar de los hombres, y por extensión de
toda la humanidad, ya que los hombres se autorepresen-
tan como portadores del interés de toda la especie huma-
na. Con ello se realizó una segregación de las mujeres al
ámbito de lo privado, entendido esto último como el ám-
bito de lo personal íntimo. Ellas, sus intereses y deseos
estuvieron excluidas de la ciencia o más bien dicho, in-
cluidas desde la subordinación y la inferiorización.

El Estado en el impulso de las mujeres en la ciencia

Si se parte de considerar que el Estado está obligado a
propiciar la participación de las mujeres en la ciencia,

104
derivado de las Objetivos del Milenio para el Desarrollo
Sustentable y de otros instrumentos internacionales, espe-
raríamos que se impulsara una política de igualdad de
género dentro de la ciencia y la tecnología. Ello porque se
parte de que es el ámbito de las políticas públicas como el
Estado debe tender a resolver los problemas existentes en
la sociedad.
Sin embargo, el campo de la ciencia y la tecnología se
rigió por la cultura masculina (Vázquez, 2014), de ahí que
su institucionalización subordinó el conocimiento científi-
co portado por las mujeres y legitimó el conocimiento
realizado a partir de la esfera cultural de los varones. Es
claro, por lo tanto,que, a partir de suscribir los compro-
misos internacionales, el Estado mexicano tiene la obliga-
ción de incorporar la perspectiva de género en sus políti-
cas, en particular, en el caso que nos ocupa, en las políti-
cas de ciencia y tecnología. Para ello, el estado debe partir
de las diferencias entre los sexos, realizar estudios sobre
los factores de la desigualdad a fin de enfocar las políticas
y acciones públicas que permitan eliminar los desequili-
brios causados por la desigualdad.
En el ámbito nacional podrán enumerarse las acciones
realizadas, entre ellas, la modificación de la Ley de Cien-
cia y Tecnología del nivel federal para acciones relacio-
nadas con la participación de las mujeres. Sin embargo,
en el caso del acceso de las mujeres a la ciencia y la tecno-
logía en Nayarit, se carece aún de esa modificación, por
lo que se realizará un análisis de la situación en que se
encuentran las mujeres en el ámbito de la ciencia y la
tecnología en la Entidad.

El Sistema de Ciencia y Tecnología en Nayarit

105
La Ley de Ciencia y Tecnología (DO, 2002) vigente en el
país fue publicada el 5 de junio de 2002 por el presidente
Vicente Fox Quesada. Ante las críticas de diversos grupos
de la necesidad de incorporar la perspectiva de género en
la Ley citada, el 7 de junio de 2013 se adicionaron cuatro
artículos para incorporar la perspectiva de género. A par-
tir de la normatividad se supone se estructuran políticas
de ciencia y tecnología con perspectiva de género.
Los artículos que se adicionaron fueron los siguientes:

“Artículo 2.

Se establecen como bases de una política de Estado que
sustente la integración del Sistema Nacional de Ciencia,
Tecnología e Innovación, las siguientes:

VIII. Promover la inclusión de la perspectiva de género
con una visión transversal en la ciencia, la tecnología y la
innovación, así como una participación equitativa de mu-
jeres y hombres en todos los ámbitos del Sistema Nacio-
nal de Ciencia, Tecnología e Innovación”.
El artículo 12 fue modificado como sigue:

“Artículo 12.

Los principios que regirán el apoyo que el Gobierno Fe-
deral está obligado a otorgar para fomentar, desarrollar y
fortalecer en general la investigación científica,el desarro-
llo tecnológico y la innovación, así como en particular las
actividades de investigación que realicen las dependen-
cias y entidades de la Administración Pública Federal,
serán los siguientes:

106
V. Las políticas, instrumentos y criterios con los que el
Gobierno Federal fomente y apoye la investigación cientí-
fica, el desarrollo tecnológico y la innovación deberán
buscar el mayor efecto benéfico, de estas actividades, en
la enseñanza y el aprendizaje de la ciencia y la tecnología,
en la calidad de la educación, particularmente de la edu-
cación superior, en la vinculación con el sector productivo
y de servicios, así como incentivar la participación equili-
brada y sin discriminación entre mujeres y hombres y el
desarrollo de las nuevas generaciones de investigadores y
tecnólogos;”
A su vez, el artículo 14 se modificó de la siguiente ma-
nera:

“Artículo 14.

El sistema integrado de información sobre investigación
científica, desarrollo tecnológico e innovación estará a
cargo del CONACYT, quien deberá administrarlo y man-
tenerlo actualizado. Dicho sistema será accesible al públi-
co en general, sin perjuicio de los derechos de propiedad
intelectual y las reglas de confidencialidad que se esta-
blezcan.

En la medida de lo posible, el sistema deberá incluir
información de manera diferenciada entre mujeres y
hombres a fin de que se pueda medir el impacto y la inci-
dencia de las políticas y programas en materia de desa-
rrollo científico, tecnológico e innovación”.

107
“Artículo 42.

El gobierno federal apoyará la investigación científica y
tecnológica que contribuya significativamente a desarro-
llar un sistema de educación, formación y consolidación
de recursos humanos de alta calidad en igualdad de opor-
tunidades y acceso entre mujeres y hombres”

Los cambios en la legislación no han sido reglamenta-
dos en una legislación secundaria pero sí han permitido
establecer fondos específicos para el avance sobre el co-
nocimiento de las mujeres.
En el Estado de Nayarit se publicó la Ley para el Fomen-
to de la Ciencia y la Tecnología en el Estado de Nayarit el 24
de noviembre de 2001 (PO, 2001), mediante la cual se
creó el Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología
(COCYTEN) como organismo público descentralizado
del Gobierno del Estado y sectorizado a la Secretaría de
Planeación. Posteriormente, esa ley fue sustituida por la
Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación del Estado de
Nayarit de 2010 (PO, 2010).
La Ley ha tenido diversas modificaciones, pero no se
ha puesto en correspondencia con la Ley Federal ya que
la Ley vigente en Nayarit no incorpora la propuesta de
incorporar la perspectiva de género.
A su vez, dentro del Congreso del Estado se creó una
Comisión Legislativa de Ciencia y Tecnología con la fina-
lidad de impulsar, desde el Congreso del Estado, las acti-
vidades relacionadas con la CyT.
El Plan Estatal de Desarrollo 2005-2011 (PED, 2006)
establecía el impulso a la ciencia y la tecnología, por lo
que se creó el COCYTEN como organismo responsable
de la ejecución y evaluación de la política estatal de fo-

108
mento a la ciencia, la tecnología y la innovación, así como
el órgano ejecutor de las decisiones del Consejo General.
A partir de su establecimiento, el COCYTEN se ha esta-
blecido como el interlocutor de las políticas nacionales a
partir del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología
(CONACYT) y las instancias que conforman el Sistema
Estatal de Ciencia, Tecnología e Innovación (SECTI).
A su vez, dentro del Congreso del Estado se creó una
Comisión Legislativa de Ciencia y Tecnología con la fina-
lidad de impulsar, desde el Congreso del Estado, las acti-
vidades relacionadas con la CyT.
La infraestructura académica y de investigación con
que cuenta el Estado, es la siguiente:

 40 instituciones de Educación Superior y 4 Centros de
Investigación
 1 Campo experimental (INIFAP)
 1 Instituto Nacional (INAH)
 1 Centro de Valoración y Transferencia de Tecnología
(UAChapingo)
 18 programas de Licenciatura reconocidos por el CO-
PAES (2014)
 1 programa de Técnico Superior Universitario recono-
cido por el COPAES (2014)
 1 Programa de Especialidad en el PNPC
 7 Maestrías en el PNPC de las cuales 4 son de Investi-
gación en dos instituciones
 4 Doctorados en el PNPC en dos instituciones

En cuanto al Registro Nacional de Instituciones y Empre-
sas Científicas y Tecnológicas RENIECYT, en Nayarit se
tiene un total de 39 entidades registrada (CONACYT-
RENIECYT, 2014):

109
 26 Empresas
 1 Institución no lucrativa
 1 Dependencia de la Administración Pública (Sede)
 6 Instituciones de Educación Superior (Sede)
 1 Instituciones de Educación Superior (Subsede)
 4 Empresarios

Los investigadores adscritos al SNI por institución de
Adscripción en toda la entidad se exponen a continua-
ción:

Institución de adscripción Total Mujeres Hombres
Universidad Autónoma de Naya- 113 42 71
rit
Centro de Investigación Científi- 2 0 2
ca y de Educación Superior de
Ensenada (CICESE)
Centro de Investigaciones Bioló- 2 0 2
gicas del Noroeste (CIBNOR)
INE 1 1
INIFAP 7 0 7
Instituto Tecnológico de Bahía 1 1 0
de Banderas
Instituto Tecnológico deTepic 9 6 3
Universidad Tecnológica de 1 1 0
Bahía de Banderas
Secretaría de Agricultura, Gana- 1 0 1
dería, Desarrollo Rural, Pesca y
Alimentación (INAPESCA)
Total 137 50 87
Fuente: Cocyten (2017). Investigadores en Nayarit. Disponible en:
https://www.cocyten.gob.mx

110
La distribución por áreas del conocimiento en la Univer-
sidad Autónoma de Nayarit se da de la siguiente manera:
UAN. Distribución del Sistema Nacional de Investiga-
dores por Área del Conocimiento. 2017

Área H M TOTAL
Ciencias Básicas e Ingenierías 5 4 9
Ciencias Biológicas Agrope- 39 14 53
cuarias
Económico Administrativas 3 5 8
Ciencias de la Salud 7 6 13
Ciencias Sociales 17 13 30
Total 71 42 113
Fuente: CONACyT (2017) y estadísticas de la Universidad Au-
tónoma de Nayarit. Secretaría de Investigación y Posgrado
UAN (2017).

En el Instituto Tecnológico de Tepic, el personal en el
SNI es:

Investigador Nivel Línea de investigación
SNI

Dr. Sonia Guadalupe Sa- II Conservación e industria-
yágoAyerdi lización de frutas y horta-
lizas

Dr. Miguel Mata Montes de I Conservación e industria-
Oca lización de frutas y horta-
lizas

111
Dra. Beatriz Tovar Gómez I Conservación e industria-
lización de frutas y horta-
lizas

Dr. Juan Arturo Ragazzo I Biocontrol, Inocuidad e
Sánchez Ingeniería de Alimentos

Dra. Monserrat Calderon I Biocontrol, Inocuidad e
Santoyo Ingeniería de Alimentos

Dra. Efigenia Montalvo I Conservación e industria-
González lización de frutas y horta-
lizas

Dr. Rita María Velázquez I
Fuente: Instituto Tecnológico de Tepic, Información directa y
de archivo, Tepic, Nayarit, 2016.

La investigación científica en la Universidad Autónoma
de Nayarit

Aunque la Ley Orgánica de la Universidad de Nayarit
(1969) establecía como una de sus funciones “Organizar,
realizar, fomentar, y proteger la investigación científica”70 (Art.
6º), en la práctica, los primeros años de la Universidad de
Nayarit se dedicaron a iniciar y consolidar los programas
de profesionalización de Derecho, Comercio y Adminis-
tración, Enfermería y Obstetricia, Odontología y Agricul-
tura. La Ley Orgánica de 1969 contemplaba Institutos de

70Congreso del Estado. Ley Orgánica de la Universidad de Naya-
rit. Tepic, Nayarit. 19 de agosto, 1969: 1.

112
Investigación como los lugares de realización de la inves-
tigación. Los institutos proyectados eran los Institutos de
Antropología e Historia y el Instituto de Geografía (Art.
15), sin embargo, no se concretaron con acciones prácti-
cas. La propuesta de esos institutos se debió a la partici-
pación de Jorge Hernández Moreno en la elaboración de
la Ley Orgánica de la Universidad de Nayarit. Jorge
Hernández Moreno fue sociólogo, originario de Santiago
Ixcuintla, realizó estudios de sociología en Harvard. En
Tepic, fue director del Museo Regional de Nayarit, desde
donde influyó para la organización de la Universidad.
Los institutos proyectados por la Ley Orgánica de 1969
no se llevaron a la práctica.
En el origen de la Universidad, el acceso de las muje-
res a la educación universitaria se pensó como parte de
las oportunidades que debían tener las mujeres. El fun-
dador de la UAN, Doctor Julián Gascón Mercado pensó
la profesión de Odontología como una de las que podían
ejercer las mujeres, por ello desde el inicio se estableció
tal carrera como parte de la oferta educativa de la UAN
(Gascón, 1985).
La incorporación de las mujeres a la educación supe-
rior ocurrió de manera paulatina durante el siglo XX,
pero para la primera década del siglo XXI, la participa-
ción de las mujeres en la educación superior, es definiti-
va.
En la Universidad Autónoma de Nayarit, a partir de
1983 se establecieron acciones para institucionalizar la
investigación científica en la UAN. De 1983 a 2008, la
instancia correspondió a una Coordinación de Investiga-
ción Científica, la que, en este último año, se convirtió en
Secretaría de Investigación y Posgrado.

113
Quienes han ocupado la titularidad de la Secretaría de
Investigación y Posgrado (antes, Coordinación deInvesti-
gación Científica) han sido:

Lourdes Consuelo Pacheco Ladrón de Guevara (1983-
1986),
José Luis Alonso Romero (1986-1988),
Jorge Sánchez Ibarra (1988-1990),
Arturo Murillo Beltrán (1990-1993),
Raymundo Arvizu López (1993-1998),
Saúl Aguilar Orozco (1998-2002),
José Irán Bojórquez Serrano (2002-2006),
Clemente Lemus Flores (2006-2008)
Rubén Bugarín Montoya (2008-2016),
Laura Isabel Cayeros López (2016-).

La participación de las mujeres en el liderazgo a partir de
la dirección de Cuerpos Académicos se ve en la siguiente
tabla:
UAN. Liderazgo de mujeres y hombres en la conducción
de Cuerpos Académicos. 2017.

Área Número Muje- Hom- To-
de res bres tal
Cuerpos
Acadé-
micos
Ciencias Biológico Agro- 16 24 68 92
pecuarias
Ciencias de la Salud 13 28 33 61
Ciencias Sociales y Huma- 18 54 42 96
nidades
Ciencias Básicas e Ingenie- 4 6 6 12
rías

114
Ciencias Económico Ad- 20 41 47 88
ministrativas
Totales 71 153 196 349
UAN. Cuerpos académicos reconocidos por PRODEP, 2017.
Disponible en:
http://www.uan.edu.mx/d/a/sip/cpi/cuerpos_academicos_reconoc
idos_prodep.pdf (Consultado en septiembre de 2017).

Ahora bien, en cuanto a los liderazgos de las mujeres en
la ciencia y la tecnología en los CA consolidados, se ve en
el cuadro siguiente:

UAN. Liderazgo de mujeres en Cuerpos Académicos
Consolidados. 2017
Cuerpos Académicos consolidados ante PROMEP
2017

Cuerpo académico Grado Líder

Área de Ciencias Biológico Agropecuarias y Pesqueras

Contaminación y toxicología ambien- Consolidado Mujer
tal

Recursos naturales Consolidado Hombre

Ecología, evaluación y manejo res- Consolidado Hombre
ponsable de los recursos pesqueros

Área de Ciencias de la Salud

Biomedicina Consolidado Mujer

Área de Ciencias Sociales y Humanidades

115
Sociedad y región Consolidado Mujer

Actores sociales desarrollo comunita- Consolidado Hombre
rio
UAN. Cuerpos académicos reconocidos por PRODEP, 2017.
Disponible en:
http://www.uan.edu.mx/d/a/sip/cpi/cuerpos_academicos_reconoc
idos_prodep.pdf (Consultado en septiembre de 2017).

El ámbito estatal
Durante la administración 2005-2011 se realizaron inicia-
tivas para establecer la Ciudad del Conocimiento e Inves-
tigación. Para ello, el gobierno del Estado dotó de cerca
de 37 hectáreas para que se construyera un espacio para
la investigación y la innovación con el apoyo de la Uni-
versidad Autónoma de Nayarit y el Instituto Tecnológico
de Tepic. Se estableció un Museo Interactivo de Ciencia e
Innovación de Nayarit como proyecto ancla. El museo es
conocido como Museo Divertido dirigido a la niñez.
Además de lo anterior, se celebraron convenios para es-
tablecer centros de investigación en diversas áreas. Entre
los iniciales se tiene: Centro de Investigación y Desarrollo
en Tecnologías de la Información, el Instituto de Investi-
gación y Desarrollo Educativo (IIDENAY), el Centro Na-
yarita de Innovación y Transferencia de Tecnología (CE-
NITT). Además de lo anterior, se realizaron convenios
para establecer subsedes de Centros CONACYT ya consti-
tuidos como el Centro de Investigaciones en Alimenta-
ción y Desarrollo (CIAD), el Centro de Investigaciones
Biológicas del Noroeste (CIBNOR), el Centro de Investi-
gación Científica y de Educación Superior de Ensenada

116
(CICESE) a través de la Unidad de Transferencia Tecno-
lógica (UT3), el Cluster de Tecnologías de la Información
y Comunicación (Pacheco y González, 2015).
El Plan Estatal de Desarrollo 2011-2017 (PED,
2011)en lo relativo al desarrollo de la ciencia y la tecno-
logía establece como objetivo específico: Incorporar y
desarrollar la ciencia y la tecnología en las actividades
productivas del Estado. Este objetivo se desarrolla en lí-
neas de acción diversas, las cuales tienden a vincular la
investigación científica y las actividades productivas.
En el año de 2014 se tuvo la estrategia de impulsar la
investigación científica a través del Parque Científico y
Tecnológico de Nayarit “Unidos por el conocimiento”
como la principal estrategia del Gobierno del Estado y el
CONACYT para el fortalecimiento de las capacidades
científicas y tecnológicas regionales.
Los titulares del Cocyten han sido: Joel Salomón He-
rrera Montoya (2002-2010), Daniel Maldonado Félix (-
2010-2013) Pavel Plata (2013-2015) y Beatríz Quintero
(2015-2017)

Brechas e Inequidades en Ciencia y Tecnología en Na-
yarit

Con la finalidad de estar en posibilidad de fundamentar
una Política Institucional de Igualdad de Género, es pre-
ciso identificar la existencia de inequidades basadas en el
género de las personas, como resultado de la valoración
cultural que socialmente se hace de ellas. Por ello, en este
documento se realiza un estudio de los resultados que se
han generado en el Sistema de Ciencia y Tecnología de
Nayarit a través de lo siguiente:

117
 Proyectos de investigación aprobados en ciencia y tec-
nología
 Proyectos de investigación registrados en la Secretaría
de Investigación y Posgrado
 Premiación de acciones de investigación a través de la
Medalla Nayarita a la Ciencia y la Tecnología

Proyectos aprobados por Fondos Mixtos

Los Fondos Mixtos consisten en apoyo financiero en el
cual se conjugan recursos de la Federación a través del
Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología y el Gobierno del
Estado de Nayarit. Ese Fondo, denominado FOMIX-
Nayarit, destinó $373,172,818.00 los cuales aproximada-
mente el 85 % es destinado para construcción de centros
de investigación, laboratorios, museos, el fortalecimiento
de posgrados y la ciudad del conocimiento, En ese perio-
do se desarrollaron 66 proyectos de investigación aplica-
da y de desarrollo tecnológico, de acuerdo a lo siguiente:
Nayarit. Proyectos aprobados a través del Fondo Mixto
de Fomento a la Investigación, por género
Institución Total Liderazgo
H M
INIFAP 9 8 1
CIAD 6 5 1
CIBNOR 2 2 0
CICESE 2 2 0
CIATEJ 4 4 0
UAN 22 18 4
Instituto Tecnológico 6 3 3
Tepic
IPN 1 0 1
Mexifrutas 4 2 2
Otros centros 10 9 1

118
Total 66 53 13
Fuente: Proyectos Apoyados en el Fondo Mixto CONACYT
Gobierno del Estado de Nayarit.Junio 2017.

Como se observa, las mujeres tienen menos acceso a los
recursos de investigación
Expresados en los fondos mixtos, lo cual provoca a que
en realidad el financiamiento destinado a la ciencia y la
tecnología no está al alcance de hombres y mujeres, ya
que quienes pueden acceder a él, son principalmente,
investigadores varones.

Proyectos de investigación registrados en la Secretaría
de Investigación y Posgrado

Por su parte, en la Universidad Autónoma de Nayarit, se
han realizado proyectos de investigación, los cuales son
registrados en la Secretaría de Investigación y Posgrado
quien lleva el seguimiento de los proyectos. Los datos por
género son los siguientes:
UAN. Proyectos de investigación científica concluidos
por Área del Conocimiento y Género. 2007-2015
Área Número Género del Responsa-
de proyec- ble del Proyecto
tos Total H M
Básicas e Ingeniería 27 27 12 15
Biológico Agropecuario 115 115 82 33
y Pesqueras
Económico- 66 66 29 37
Administrativas
TBU 3 3 3
Salud 136 139 45 94
Sociales y Humanida- 72 72 27 45

119
des
TOTAL 419 422 195 227
Fuente:
http://www.uan.edu.mx/d/a/sip/cedi/proyectos_concluidos.pdf

La Medalla Nayarita en Ciencia y Tecnología

En Nayarit se instauró el Premio Estatal de Ciencia y
Tecnología que otorga anualmente una Medalla Nayarita a
la Investigación Científica y Tecnológica a fin de reconocer
los trabajos de investigación con impacto local y estimular
la investigación de calidad.
Quienes han ganado la Medalla Nayarita se registran
en los siguientes cuadros:

Área de Ciencias Naturales
Año Premiación Institución Género
2002 Dr. Oyolsi Nájera González UAN M
2003 Se declaró desierto
2004 Se declaró desierto
2005 M. en C. David Javier Ríos UAN M
Magallanes
2006 Dr. Manuel Iván Girón Pérez UAN M
2007 Se declaró desierto
2008 Dr. Antonio Vidal Martínez INIFAP M
2009 Dr. Manuel Iván Girón Pérez UAN M
2010 Se declaró desierto
2011 Dr. Mario Alfonso Urías Ló- INIFAP M
pez
2012 Dr. Mario Orlando Estrada UAN M
Virgen
2013 Dr. Víctor Antonio Vidal Mar- INIFAP M
tínez

120
2014 M.C. José Israel Rodríguez ITT M
Barrón
2015 Dr. Héctor Cabanillas Beltrán ITT M
2016 Dr. Mario Alberto Ortiz Ji- ITT M
ménez
2017 Dr. Manuel Iván Girón Pérez UAN M

Área Tecnologías y Ciencias Agropecuarias
Año Premiación Institución Género
2002 Dr. Samuel Salazar García INIFAP M
2003 MVZ. Javier Germán Ro- UAN M
dríguez Carpena
2004 Víctor Vázquez Valdi- INIFAP M
via/María Hilda Pérez
Barraza
2005 Dr. Samuel Salazar García INIFAP M
2006 Se declaró desierto
2007 M. en C. ZazilOrtiz Barba INIFAP M
2008 Dr. Víctor Antonio Vidal INIFAP M
Martínez
2009 Dr. Emilio Peña Messina y UAN M
Cols.
2010 Dr. Samuel Salazar García INIFAP M
2011 Dr. Javier Marcial De UAN M
Jesús Ruiz Arce
2012 Dr. Carlos Alberto Rome- UAN M
ro Bañuelos
2013 Dr. Javier Germán Rodrí- UAN M
guez Carpena
2014 Dra. María Hilda Pérez INIFAP F
Barraza
2015 M.C. Arturo Álvarez Bra- INIFAP M
vo
2016 Dr. Héctor Cabanillas ITT M

121
Beltrán
2017 Dr. Porfirio Gutiérrez ITT M
Martínez

Área Tecnologías y Ciencias Médicas
Año Premiación Institución Género
2002 QFB. José Ángel Huerta UAN M
Ocampo
2003 M. en C. Eloy Zepeda Carrillo UAN M
2004 Dr. Juan Fernando López UAN M
2005 Se declaró desierto
2006 Dr. Raúl Aguirre Hernández IMSS M
2007 M. en C. Eloy Zepeda Carrillo UAN M
2008 Dr. Carlos Silvestre Ron Gue- SSN M
rrero
2009 Dr. Luis Eduardo Wong-Ley UAN M
Madero
2010 Dr. Aurora Elizabeth Rojas UAN F
García
2011 Dra. Irma Martha Medina Díaz UAN F
2012 Dra. Briscia Socorro Barrón UAN F
Vivanco
2013 Se declaró desierto
2014 Se declaró desierto
2015 Se declaró desierto
2016 Dra. Abril Bernardette Martí- UAN F
nez Rizo
2017 Dr. Manuel Iván Girón Pérez UAN M

Área Ciencias Sociales y Económicas
Año Premiación Institución Género
2002 Se declaró desierto
2003 Se declaró desierto
2004 Arqlogo. Raúl Barrera Rodrí- INAH M

122
guez
2005 Se declaró desierto
2006 M. en C. Gilberto González UAN M
Rodríguez
2007 Lic. Raúl Gómez Robles UAN M
2008 M. en C. Ma. de los Ángeles UAN F
Solórzano Murillo
2009 M. en C. Ma. de los Ángeles UAN F
Solórzano Murillo
2010 Dra. Lourdes Consuelo Pacheco UAN F
Ladrón de Guevara
2011 Se declaró desierto
2012 Dr. Jesús Antonio Madera Pa- UAN M
checo
2013 Dr. Domingo Mariscal Haro CENIT M
2014 Dr. Domingo Mariscal Haro CENIT M
2015 Dr. Domingo Mariscal Haro CENIT M
2016 M.C. Miriam Fabiola González UT F
Cobián
2017 Dra. Ma. del Rocío Figueroa UAN F
Varela

Área Tecnologías y Ciencias de la Ingeniería
Año Premiación Institución Género
2002 Se declaró desierto
2003 Se declaró desierto
2004 Se declaró desierto
2005 Dr. Jorge Alberto Osuna Gar- INIFAP M
cía
2006 Dra. Lidia Susana Ibarra Sán- UAN F
chez
2007 Dra. Lidia Susana Ibarra Sán- UAN F
chez
2008 Ing. José Antonio Pérez Pi- UAN M

123
mienta
2009 Dr. Jorge Alberto Osuna Gar- INIFAP M
cía.
2010 Dr. Miguel Mata Montes de ITT M
Oca
2011 Ing. José Antonio Pérez Pi- UAN M
mienta
2012 Dr. Jorge Alberto Osuna Gar- INIFAP M
cía
2013 Se declaró desierto
2014 Se declaró desierto
2015 Se declaró desierto
2016 Ing. Delfino Virgen Pérez. CONALEP M
2017 M.C. José Antonio Pérez Pi- UAN M
mienta

La síntesis de quienes han obtenido las medallas por área
del conocimiento se expone en el siguiente cuadro:

Área del Conocimiento Total Mujeres Hombres
Ciencias Naturales 12 0 12
Tecnología y Ciencias 15 1 14
Agropecuarias
Tecnología y Ciencias Mé- 12 4 8
dicas
Ciencias Sociales y Econó- 12 5 7
micas
Tecnología y Ciencias de la 10 2 8
Ingeniería
Total 61 12 49
Fuente: Cocyten (2017). Una mirada a la ciencia en Nayarit. Retos
y perspectivas del Centenario, Tepic: COCYTEN y PO (2017).
Decreto que otorga la Medalla Nayarit a la Investigación Científica y
Tecnológica para los años 2012 al 2017, respectivamente, Tepic:
Congreso del Estado de Nayarit.

124
El menor reconocimiento a la labor científica de las muje-
res se puede observar en que sólo el diez porciento de las
medallas ha sido otorgada a mujeres. Ello puede parecer
un círculo vicioso ya que menos mujeres acceden a recur-
sos para investigar y a su vez, menos mujeres obtienen
reconocimiento a su trabajo como científicas. En las áreas
de Ciencias Naturales, el problema se presenta con mayor
complejidad debido a que ninguna mujer ha obtenido tal
reconocimiento. Lo mismo ocurre en el área de Tecnolo-
gía y Ciencias Agropecuarias en donde sólo una mujer ha
obtenido el reconocimiento en una ocasión.

Reflexiones finales
En Nayarit se carece de una armonización de la Ley de
Ciencia, Tecnología e Innovación del Estado de Nayarit, res-
pecto de la Ley Federal, en materia de perspectiva de
género, ya que, no obstante que la última reforma publi-
cada en el Periódico Oficial fue el 17 de octubre de 2015,
posterior a la reforma federal de 2013, la perspectiva de
género no fue incorporada a la legislación.
La escasa presencia de las mujeres en la ciencia del
Estado de Nayarit muestra que la ciencia es un ámbito de
la masculinidad puesto que las características asignadas a
la ciencia son aquellas con que los varones se han autore-
presentado: objetivos, certeros, precisos, neutros. Eynde
lo expone de la siguiente manera:

“… la ciencia …, adopta una imagen positivista y racional; es
una ciencia objetiva, analítica y neutral. Estas características
coinciden con las cualidades que tradicionalmente se atribu-

125
yen al género masculino, vinculándose lo femenino con lo
subjetivo, lo intuitivo, lo racional…” (Eynde, 1994:81)

En la Universidad Autónoma de Nayarit, aún en el área
de ciencias sociales, el número de mujeres investigadoras
es inferior al número de varones. Ello muestra las escasas
posibilidades que se tienen en una universidad dedicada a
la docencia para dedicarse a la investigación científica.
A principios del siglo XXI existen discriminaciones
hacia la mujer en los ámbitos universitarios y en la cien-
cia. En la primera, porque la universidad tiende a privile-
giar la contratación de varones, la inclusión de ellos en las
comisiones de ingreso a la universidad y el acceso a los
puestos de dirección. Ello ha quedado demostrado en el
sentido de que sólo dos mujeres han sido titulares de la
Secretaría de Investigación y Posgrado, en contraposición
a ocho hombres en el mismo cargo en un lapso de cua-
renta años.
Además de lo anterior, la Universidad Autónoma de
Nayarit, como otras universidades, reproduce la distribu-
ción de trabajos en torno a la familia y el trabajo: otorga
licencias de maternidades y de cuidado de hijos menores
a mujeres académicas en tanto que se carece de la posibi-
lidad de esos permisos para el caso de los hombres, lo
cual actúa en contra de la productividad de las mujeres.
La presencia de las mujeres en la ciencia en el Estado
de Nayarit se realiza en todos los ámbitos, pero de mane-
ra desigual. Es preciso que se asuma la desigualdad de las
mujeres en la ciencia y la tecnología como un problema
que debe ser incorporado la esfera pública de tal manera
que se desarrollen políticas públicas para eliminar tal
desigualdad. Se puede decir que la institucionalidad de
las políticas, así como de las acciones que se realizan para

126
impulsar la ciencia y la tecnología favorecen la mayor
participación de los varones, no toma en cuenta las con-
diciones en las cuales las mujeres realizan ciencia y por lo
tanto propicia un acceso diferenciado a los recursos des-
tinados a la ciencia y la tecnología.
Es evidente el reto que el ámbito de la ciencia y la tec-
nología tiene en relación a lograr la igualdad de las muje-
res, sobre todo dentro de una Entidad donde la ciencia y
la tecnología no tiene relevancia. Sin embargo, dentro de
la agenda pública deben de articularse programas, accio-
nes y proyectos si lo que se desea es atender las necesida-
des de la Entidad a partir de la ciencia y la tecnología y
sobre todo, si lo que se pretende es lograr disminuir las
brechas de desigualdad existentes entre mujeres y hom-
bres en Nayarit.
En síntesis, en Nayarit, las acciones de ciencia y tecno-
logía han carecido de una visión vinculada a impulsar la
participación de las mujeres ya que al iniciar la consolida-
ción de ese sector se siguió la inercia de las acciones fede-
rales. En parte, ello deriva de que se ha tratado de políti-
cas gubernamentales reactivas a las acciones federales y
no tanto de políticas públicas que tomen en cuenta las con-
diciones locales de la producción de ciencia y tecnología.

Referencias
Amorós, Celia (2005). La gran diferencia y sus pequeñas consecuencias…para
las luchas de las mujeres, Ed. Cátedra, Madrid.
COCYTEN (2017). Una mirada a la ciencia en Nayarit. Retos y
perspectivas del Centenario, Tepic: COCYTEN.
Cocyten (2017). Investigadores en Nayarit. Disponible en:
https://www.cocyten.gob.mx(Consultado en septiembre de

127
2017).
Congreso del Estado (1969). Ley Orgánica de la Universidad de
Nayarit. Tepic, Nayarit. 19 de agosto, 1969.
COPAES (2014). Consejo para la acreditación de la educación supe-
rior. 2014. Disponible en
http://sieduca.com/copaes/(Consultado en julio de 2017).
CONACYT (2014). Registro Nacional de Instituciones y Empresas
científicas y tecnológicas (RENIECYT). 2014. Disponible
en:http://www.conacyt.gob.mx/index.php/estadisticas(Consul
tado en julio de 2017).
DO (2002). Ley de Ciencia y Tecnología, publicado en el Diario
Oficial de la Federación el 5 de junio. Reformada el 07-06-
2013.
DO (2001). Decreto por el que se crea el INIFAP, México: Diario
Oficial de la Federación, 2 de octubre. 2001. Disponible en
www.www.inifap.gob.mx ‬(Consultado en mayo de 2017).‬‬
Eynde, Angeles (1994). “Género y ciencia, ¿términoscontradic-
torios? Un análisis sobre la contribución de las mujeres al
desarrollo científico”, Revista Iberoamericana de Educación no.
6: 79-101.
Gascón, Julián (1985). “Entrevista al Doctor Julián Gascón
Mercado. Gobernador de Nayarit de 1963 a 1969”, Revista
Convergencia, no. 3, Universidad Autónoma de Nayarit,
enero-junio de 1985, pp 1 a 5 (Entrevista realizada por
Lourdes Pacheco).
ODS (2015) Objetivos del Desarrollo Sostenible, ONU. Disponible
en http://www.un.org/sustainabledevelopment/es/ (Consulta-
doen junio de 2017)
Pacheco, Lourdes (2010). El sexo de la ciencia, México, Universi-
dad Autónoma de Nayarit y Juan Pablos Editores.
Pacheco, Lourdes y González, Fabiola (2015). “La investigación
científica en Nayarit”, en Instituciones, ciencia, tecnología y vincu-
lación en el noroeste de México, (coordinadores: Edith González
Cruz, Ignacio Rivas Hernández y Cinthya Castro Iglesias),
México: CIBNOR, CONACYT, pp: 133-159.

128
Pérez Sedeño, Eulalia (2000). “Institucionalización de la cien-
cia: valores epistémicos y contextuales, un caso ejemplar”
Cuadernos Pagu, no. 15. Disponible en: (http://www.campus-
oei.org/salactsi/sedeno1)(Consultado en diciembre de 2016).
PED (2006). Plan Estatal de Desarrollo 2005-2011. Periódico
Oficial del Estado de Nayarit, Tepic, Nayarit, Sección Quin-
ta.
PED. Plan Estatal de Desarrollo 2011-2015. Periódico Oficial del
Estado de Nayarit, Tepic, Nayarit: 2011.
PO (2001). Ley para el fomento de la Ciencia y la Tecnología del
Estado de Nayarit, Gobierno del Estado de Nayarit, Tepic,
Nayarit, 24 noviembre 2001.
PO (2010). Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación del Estado de
Nayarit, Gobierno del Estado de Nayarit, Tepic, Nayarit, 23
de octubre 2010.
PO (2017). Decreto que otorga la Medalla Nayarit a la Investigación
Científica y Tecnológica para los años 2012 al 2017, respectiva-
mente, Tepic: Congreso del Estado de Nayarit
UAN. Cuerpos académicos reconocidos por PRODEP, 2017.
Disponible en:
http://www.uan.edu.mx/d/a/sip/cpi/cuerpos_academicos_reco
nocidos_prodep.pdf(Consultado en septiembre de 2017).
Vázquez, Rosa (2014). “Investigación, género y ética: una triada
necesaria para el cambio”. Disponible en:
https://www.researchgate.net/publication/265013227_Investi
gaion_genero_y_etica_una_triada_necesaria_para_el_cambi
o. (Consultado en julio de 2017).

129
130
Nuevo León: Ausencia
de la perspectiva de género
en las políticas de ciencia
y tecnología en el estado.
María Elena Ramos Tovar71

Introducción

E
n una de las definiciones clásicas de la categoría
género, Joan W. Scott sitúa a las relaciones de
poder como componente básico desde donde
examinar la organización de la igualdad o de-
sigualdad en la sociedad. La historia de la ciencia y la
tecnología y su forma de organización está articulada en
una división de trabajo donde el control sobre recursos
materiales y simbólicos o el acceso a los mismos es dife-
renciado entre hombres y mujeres. Observar la forma en
que la presencia/ausencia de la categoría género en polí-
ticas de ciencia y tecnología permite corroborar que a
pesar deldiscurso político de la existencia de programas
de igualdad o de políticas con perspectiva de género, en
la práctica organizativa, legislativa tanto de instituciones
gubernamentales, y/o educativas esto es más una ficción
que una realidad.

71 Socióloga, Facultad de Trabajo Social y Desarrollo Humano,
Universidad Autónoma de Nuevo
León.maria.ramostv@uanl.edu.mx

131
A diez años del programa de igualdad de género, los
avances en lo que refiere a la política de ciencia y tecno-
logía han sido pocos y paradójicos. En la revisión presen-
tada en este cuaderno de trabajo, se observa que Jalisco,
Nayarit, San Luis Potosí, Ciudad de México, el Estado de
México o Nuevo León no contienen una perspectiva de
género en sus políticas de ciencia y tecnología. Y en el
caso específico del estado de Nuevo León, se manifiestan
paradojas complicadas de advertir.
En este artículo, examinamos los marcos normativos e
institucionales de ciencia y tecnología y su relación con la
perspectiva de género. Primero presentamos, algunos
unos indicadores como número de científicos, centros
educativos y tecnológicos enel Estado de Nuevo León.
Posteriormente se hace una exposición de las leyes, secre-
tos, programas, marcos normativos e institucionales emi-
tidos en los últimos 15 años. Por último, se elaboran al-
gunas reflexiones preliminares sobre estas políticas públi-
cas y su relación con género.
Se emplearon documentos oficiales disponibles en
páginas web de instituciones gubernamentales tales como
el Informe del Instituto de Innovación y Transferencia de
Tecnología, 2015 (I2T2), el Plan Estatal de Desarrollo
2015-2021, Ley de Impulso al Conocimiento y a la Inno-
vación tecnológica para el Desarrollo de Nuevo León
(2009), Ley del Instituto Estatal de las Mujeres (2010),
Plan Estratégico de NL 2015-2020; entre otros. Asimis-
mo, se realizaron 3 entrevistas, una con la Dra. Martha S.
Leal, Directora de Planeación, Posgrado, Divulgación,
Redes de Investigación y Cooperación Internacional del
I2T2, la Dra. Patricia Zambrano Directora de Investiga-
ción de la UANL.Asimismo, se entrevistó a la ex-diputada
Josefina Villarreal (ex miembro de la comisión para la

132
igualdad de género de la pasada legislación y actual con-
sejera ciudadana del IEM) y se solicitó información a la
diputada local Karina Marlen Barrón Perales actual en-
cargada de la comisión para la Igualdad de Género de la
LXXIV legislatura del Congreso de Nuevo León.

Indicadores de ciencia y tecnología en Nuevo León

Nuevo León cuenta con indicadores educativos particu-
larmente significativos. Al inicio del ciclo escolar 2016-
2017, se registró un total de 192,719 estudiantes a novel
técnico superior y licenciatura, de los cuales 91,333 eran
mujeres (47%) y 101,856 eran hombres (53%). No obstan-
te, el número de egresados apenas llega a 27,856 (13,809
hombres y 14,047). De los estudiantes en áreas de cien-
cias e ingenierías, 34% son mujeres. Existen 158 posgra-
dos en el Padrón Nacional de Programas de Calidad del
Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), sin
embargo, solo un 14% de los egresados provienen de
áreas de ciencias e ingeniería.
De acuerdo al I2T2, la inversión en ciencia y tecnolo-
gía llega al 0.8% del Producto Interno Bruto (PIB), lo cual
es el doble de la media nacional (0.4%). Sin embargo,
según información de miembros del congreso para el
2014 el Estado de Nuevo León asignó 178.8 millones de
pesos (mdp), cifra mayor que en el 2013 que fue de
80mdp, es decir, el 0.18%, a finales de año del 2015, la
cifra se ubicó por debajo del 0.17% (véase cuadro 1).

133
Cuadro 1. Presupuesto asignado a Ciencia, Tecnología
e Innovación en el estado de Nuevo León

2013 2014 2015
89 mdp 174.8 mdp
0.18% 0.26% 0.17%
Elaboración propia con datos de Dip. Jorge Alan Blanco Du-
ran. LXXIV Legislatura, H. Congreso del Estado de Nuevo
León. Expediente 9790/LXXIV, 2015.

Un indicador del capital intelectual lo representa el nú-
mero de investigadores que pertenecen al Sistema Nacio-
nal de Investigadores (SNI), según datos a junio del 2016,
existen alrededor de 689 investigadores, de los cuales el
35% son mujeres. Esta proporción de mujeres científica es
más o menos igual cifra nacional. En el Estado de Nuevo
León existen 58 Posgrados registrados en el PNP72C se-
gún datos de octubre 2016 (véase cuadro 2).

Cuadro 2. Indicadores educativos en el Estado de Nuevo
León
Inversión del PIB en CyT 0.8%
Número de Investigadores en el SNI 158
Posgrados en el PNPC 698
Estudiantes matriculados en técnico superior (TS) 192,7
y licenciatura (Lic.) 19
Porcentaje de mujeres matriculados en TS y Lic. 47%
Porcentaje de hombres matriculados en TS y Lic. 53%
Egresados en Técnico superior y licenciatura 27,85
6
Número de mujeres egresadas en TS y Lic. 14,04

72 Programa Nacional de Posgrados de Calidad.

134
7
Número de hombres egresados en TS y Lic. 13,80
9
Porcentaje de estudiantes en áreas de ciencias e 34%
ingenierías
Fuente: SNI, Conacyt 2016; Informe del I2T2, 2015; matricula
de ingreso y egreso, Anuies, 2016.
De estas cifras se observa que el Estado de Nuevo León posee
un alto nivel de habilitación en ciencia y tecnología, el Ranking
Nacional de Ciencia y Tecnología e Innovación del Foro Con-
sultivo Científico y Tecnológico (FCCyT), ubica a Nuevo León
en el 2º lugar en esta área73.

Instrumentos Normativos en materia de Ciencia y Tec-
nología

El primer marco normativo para impulsar las acciones en
materia de Ciencia, Tecnología e Innovación fue la puesta
en marcha de la Ley para el Fomento del Desarrollo Ba-
sado en el Conocimiento del 2004 que dio pie a la crea-
ción del Consejo de Ciencia y Tecnología del Estado de
Nuevo León (COCyTE) en el 2005. Sin embargo, en ese
mismo año se inaugura el Instituto de Innovación y Tras-
ferencia Tecnológica (I2T2) que es el órgano rector esta-
tal cargo de las políticas públicas en ciencia, tecnología e
innovación. Años más tardes se decreta la Ley de Impulso
al Conocimiento y a la Innovación Tecnológica (2009)que
consolida las acciones del I2T2. Un año después se desa-

73Instituto de Innovación y Transferencia de Tecnología, Go-
bierno del Estado de Nuevo León. Primer Informe Anual
2015. Programa de Ciencia, Tecnología e Innovación
20101-2015.

135
rrolla el Programa Estratégico de Ciencia, Tecnología e
Innovación 2010-201574 (ver Figura 1).
Desde el año 2007 el Dr. Jaime Parada Ávila, ha sido
el director del Instituto de Innovación y Transferencia
Tecnológica (I2T2). Él fue el “cofundador y participante
en el diseño del primer parque tecnológico de tercera
generación en México, denominado Parque de Investiga-
ción e Innovación Tecnológica (PIIT). El PIIT es uno de
los proyectos fundamentales y una pieza central del Pro-
grama: Nuevo León, Economía y Sociedad del Conoci-
miento"75. Asimismo fue el motor de la Ley para el Fo-
mento Basado en el Conocimiento de 2009. Parada dise-
ñó el Ecosistema Estatal de Innovación, este modelo parte
del supuesto de que Nuevo León cuenta con un entorno
favorable: alta inversión extranjera directa, numerosos
centros educativos, vías de comunicación, PIB per-cápita
del doble del promedio nacional y un elemento político
clave, una ciudad son huelgas industriales recientes. El
modelo delinea 4 marcos, el legal con la Ley de Impulso
al Conocimiento, la Tecnología y la Innovación, 2009; el
marco estratégico que se plasma en un Plan Estratégico;
el marco presupuestal que según la Ley 2009 se define
del 1%; por último, el marco institucional conformado
por entes claves: el Consejo de Ciencia y Tecnología, el
comité ciudadano, el Consejo académico y la asociación
de clústeres del estado de Nuevo León (véase figura 2.)

74Actualmente se encuentra en elaboración el nuevo Programa
Estratégico (entrevista personal con directora de Planeación,
Posgrado, Divulgación y Cooperación Internacional, octubre
de 2016)
75Información obtenido en
http://www.nl.gob.mx/funcionarios/jaime-parada-avila

136
Figura1. Antecedentes normativos en materia de ciencia
y tecnología, Estado de Nuevo León

Fuente: Elaboración propia en base a documentos guberna-
mentales.

137
Figura 2. Ecosistema Estatal de Innovación

Fuente: Tomado de Informe Anual del Instituto de Innovación
y Transferencia de Tecnología, Nuevo León, 2015 .

La estructura organizativa del I2T2 (véase Figura 3) cuen-
ta con tres direcciones que depende de un director gene-
ral y tres direcciones: dirección de innovación, la direc-
ción de planeación y dirección de administración. Uno de
los programas que desarrolla la Dirección de Planeación
es el titulado Mujeres en la Ciencia.

138
Figura 3. Organigrama de Instituto de Innovación y
Transferencia Tecnológica del Estado de Nuevo León

A pesar de que dentro de los 13 objetivos estratégicos de
este Instituto no se hace mención alguna en particular
sobre las condiciones de mujeres en relación a la ciencia y
tecnología, es dentro de este organismo que se encuentra
el programa denominado Mujeres en la Ciencia. Este
programa arranca en 2013 como una iniciativa de inves-
tigadoras de la Universidad Autónoma de Nuevo León76
que buscaban fomentar de las vocaciones científicas y tec-
nológicas en estudiantes femeninas. Posteriormente, con
apoyos de Conacyt y la cooperación del I2T2 esta idea se
materializa en uno de los Programas para incentivar las
vocaciones científicas y tecnológicas en el Estado de Nue-
vo León. El programa tiene como objetivos:

76Entrevista con Dra. Patricia Zambrano, Directora de Investi-
gación de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

139
 Incrementar el número de estudiantes femeninas en
las áreas de Ciencias Básicas y Tecnología del Estado
de Nuevo León.
 Coadyuvar a que se reduzcan los niveles de deserción
escolar en el Nivel Medio Superior en el Estado de
Nuevo León.
 Propiciar la interacción de las estudiantes de nivel me-
dio superior en los laboratorios de investigación para
que conozcan cómo y para qué se realizan las labores
de investigación.
 Elevar a futuro el nivel de vida en el Estado de Nuevo
León.
 Crear un espacio virtual de comunicación permanente
mediante redes sociales para dar seguimiento a las in-
quietudes, dudas y aspiraciones de las estudiantes.

Para llevar a cabo esto, durante dos días se llevan a cabo
talleres, conferencias, seminarios hacia estudiantes del
nivel medio superior. El primer día se imparte una confe-
rencia por parte de una académica/científica quien habla
de su experiencia de vida en su quehacer científico, pos-
teriormente las estudiantes participan de manera directa
en laboratorios con las académicas para vivir la experien-
cia de ser científica. El segundo día se llevan a cabo semi-
nario o conferencias que buscan motivar a las mujeres y a
“estimular su autoestima”77. A la fecha 6,189 mujeres han

77Entrevista con Dra. Martha S. Leal González, Directora de
Planeación, Posgrado, Divulgación, Cooperación Interna-
cional y Redes del I2T2.

140
participado, 168 investigadoras han colaborado y se han
llevado a cabo 156 talleres78.
Ahora bien, ni en la Ley de 2009, ni en el Plan Estra-
tégico de Ciencia y Tecnología 2010-2015, ni en el Con-
greso del Estado hay referencia alguna a programa, comi-
sión o acción en particular a mujeres o que se inscriba
dentro de una perspectiva de género. Actualmente dentro
del Congreso del Estado no existe comisión de Ciencia y
Tecnología. Sin embargo, en el 2011, los diputados Her-
nán Antonio Belden Elizondo y la Dip. Sonia González
Quintana presidieron la instalación de una comisión es-
pecial de Ciencia y Tecnología. En esa reunión se expresa
la necesidad de crear de manera formal la comisión de
CyT dentro de los trabajos legislativos “es de sumo inte-
rés para esta legislatura la integración de la comisión es-
pecial, a fin de incentivar los trabajos en el ámbito de
ciencia y tecnología” y se recalcó “el compromiso para
darle continuidad a los trabajos de esta comisión en el
beneficio del avance tecnológico del estado”79. El año
pasado, un grupo parlamentario envió una iniciativa de
reforma al Congreso del Estado que tenía el objetivo ex-
preso de “impulsar y fomentar el desarrollo de la Ciencia,
Tecnología e Innovación en el Estado” y entre sus objeti-
vos se encontraba la creación de la Comisión de Ciencia y
Tecnología.
Ahí se plasma las tareas que esta comisión abordaría:
a) las iniciativas y normas relativas en materia de ciencia,

78Documento impreso entregado por Dra. Martha S. Leal
González.
79Congreso del Estado de Nuevo León, acta consultada en
http://www.hcnl.gob.mx/trabajo_legislativo/pdf/actas/comisio
nes/26%20de%20agosto%20de%202011%20ciencia%20y%2
0tecnologia.pdf, octubre de 2016.

141
tecnología e innovación; b)las leyes relacionadas con la
ciencia, tecnología e innovación; c) los Planes estatales de
desarrollo; c) promover el impulso, fomento, educación y
desarrollo de la ciencia, tecnología e innivación en el
Estado; d) establecer mecanismo de vinculaciñon de la
comunidad científica y académica para con el Gobierno
del Estado; e) promover la creación de centros de
investigación; f) crear las polticas necesarias para la
promoción, difusión, desarrollo y apliucación de la
ciencia, tecnología e innovación; g) promover la
participación y formación equitativa entre mujeres y
hombres en los temas materia de esta comisión; entre
otros asuntos80.
Una iniciativa más reciente ocurre en el mes de julio
de 2017, donde diputados federales y locales se reunen
con investigadores de la UANL para impulsar la creación
de la Comisión de Ciencia y Tecnología en la reciente
legislatura LXXIV. En esa sesión el presidente de la
Comisión de Ciencia y Tecnología de la LXIII legislatura
del Congreso Federal, Carlos Gutiérrez García (diputado
de Quintana Roo) se comprometió a la creación de la
Comisión en el estado de Nuevo León y a apoyar la
gestion de recursos en favor de ciencia y tecnología
particularmente se expresa la necesidad de realizar una
cruzada nacional para que el gobierno destino el 1% del

80 Congreso del Estado de Nuevo León. Expediente
9790/LXXIV, 2015, consultado en
http://www.hcnl.gob.mx/trabajo_legislativo/iniciativas/LXXIV
-2015-EXP9790.pdf , octubre, de 2016.

142
presupuesto del PIB en Ciencia y Tecnología y armonizar
la comisión local con la del Congreso de la Unión81.
En el caso de la comisión para la igualdad de género,
la ex-diputada Josefina Villarreal miembro de esa comi-
sión en la anterior legislatura del Estado sostiene que el
tema de ciencia y tecnología no ha sido un tema en la
agenda de esa comisión. El tema central ha sido y es el
relativo a la violencia de género. La actual comisión pre-
sidida por la diputada Karina Marlen Barrón Perales
plantea entre sus objetivos: Las iniciativas relacionadas a
la equidad entre el hombre y la mujer; b) los asuntos rela-
tivos a garantizar la equidad entre mujeres y hombres;c)
las iniciativas que aseguren la participación de las mujeres
en la toma de decisiones y en la distribución de los bene-
ficios del desarrollo;d) Las iniciativas que respondan a los
mecanismos internacionales, para la eliminación de todas
las formas de discriminación contra las mujeres;e) Los
demás asuntos e iniciativas que el Pleno le encomiende82.
Al revisar los asuntos que actualmente se presentan a esta
comisión (ley contra violencia obstetra, ley para una vida
libre de violencia, ley de aceptación civil convivencial)
queda claro que los grandes rumbos expuestos los objeti-
vos de la comisión realmente remiten a aspectos clásicos
en la agenda hacia mujeres (violencia y familia).
Aunque ni en las Leyes de Ciencia, ni en comisiones
legislativas se hace referencia a programas específicos

81Salazar, Luis. “Crearán comisión de Ciencia y Tecnología en
Congreso del Estado”. Vida Universitaria, periódico de la
Universidad Autónoma de Nuevo León. año 21, núm. 307;
1-15 agosto de 2017.
82Información obtenida en
http://www.hcnl.gob.mx/organizacion/comisiones/comision_
de_equidad_y_genero/

143
hacia mujeres –salvo el programa puntual del I2T2, Mu-
jeres en la Ciencia-- , el nuevo Plan Estatal de Desarrollo
del Gobierno de Nuevo León (2016-2021) obliga a la
transversalidad de género en los instrumentos de planea-
ción de política pública en materia de empleo, educación,
política; la promoción de igualdad entre hombres y muje-
res, la sensibilización relativos a los derechos humanos,
igualdad y perspectiva de género. Así como el formar y
capacitar al personal del servicio público estatal y munici-
pal, para que promuevan actitudes y conductas sensibles
al género. Tres objetivos son particularmente importan-
tes:

 Asignar recursos presupuestales con perspectiva de
género en los distintos programas y actividades institu-
cionales.
 Generar la información desagregada por sexo y cons-
truir indicadores que identifiquen las brechas de de-
sigualdad entre mujeres y hombres.
 Asegurar la incorporación del enfoque de igualdad de
género en los programas sectoriales, especiales y re-
gionales derivados del Plan Estatal de Desarrollo y ga-
rantizar su debida evaluación través de indicadores en
la materia

Para lograr estos objetivos es evidente la necesidad de
identificar la instancia o actor designado para tal función,
si es acaso el Instituto de Innovación éste órgano tendría
que tener los elementos para desarrollar estrategias, pro-
gramas y/o políticas que coadyuven a tal fin. Si es desde
una comisión del Congreso, pues entonces no solo se ha-
ce necesario crear una comisión de ciencia y tecnología
sino que ésta sea sensible ante las problemáticas de géne-

144
ro en las organizaciones científicas dentro del estado de
Nuevo León. Impulsar ciencia y tecnología con perspecti-
va de género debe de ser un esfuerzo mayúsculo de diver-
sos niveles en instituciones educativas de todos niveles
pero particularmente en el sistema universitario y de pos-
grado.

Reflexiones sobre la relación entre ciencia, tecnología y
género

Paradojas del marco normativo en ciencia, tecnología y
género del Estado de Nuevo León. Primera paradoja. No
existe una Comisión de Ciencia y Tecnología sin embar-
go, es uno de los más innovadores en materia de regla-
mentación jurídica en etiquetar un presupuesto del 1% en
materia de Ciencia, Tecnología e Innovación. Segunda
paradoja, en los marcos normativos existentes en materia
de CyT no hay mención especial a la condición de las
mujeres en la ciencia, sin embargo hay una política de
transversalidad de género desde el gobierno del estado.
Tercera paradoja, a pesar de los avances en materia edu-
cativa, formación, empleabilidad de las mujeres en áreas
de ciencia y tecnología en estado de Nuevo León persis-
ten discursos.
El acceso de las mujeres a la educación y al trabajo son
consideradas como unas de las conmocionesmás impor-
tantes vividas por nuestras sociedades en el siglo XX, al
“invadir” los espacios considerados hasta entonces como
terreno acotado de los hombres y privilegio de la mascu-
linidad, la escuela y el lugar de trabajo (Mernissi citado
por Guadarrama: 2007). Su ingreso, promoción y partici-
pación en la vida académica universitaria resulta ser una
veta interesante en los estudios de género, particularmen-

145
te en la línea de género y academia, la cual analiza la si-
tuación que guardan este grupo de mujeres que se distin-
guen de otros grupos por sus actividades profesionales
altamente exigentes y absorbentes en términos de forma-
ción y dedicación.
Un dato interesante sobre la incorporación e incre-
mento de las mujeres en las instituciones de educación
superior lo proporciona Bustos (2000) quien destaca que
el incremento y participación de las mujeres en la vida
universitaria de nuestro país se ha dado de manera gra-
dual y consistente, la cual se triplicó en treinta años, al
pasar del 17 por ciento en 1969 a casi 50 por ciento en el
2000.
No obstante del incremento progresivo de las mujeres
en la academia universitaria, éste aún no se ha visto refle-
jado en una mayor participación y reconocimiento de
ellas en la investigación. De acuerdo con datos estadísti-
cos del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) del año
20013 el incremento gradual y significativo de las mujeres
científicas en el SNI no es equiparable con el de los hom-
bres científicos, ya que mientras que en este sistema se
encontraban registrados doce mil ochocientos ochenta
investigadores, sólo estaban registradas seis mil ochocien-
tas sesenta y siete investigadoras, es decir, una proporción
de dos a uno (Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología,
2013).
Las estadísticas arriba señaladas son contundentes,
evidencian desproporción de hombres y mujeres investi-
gadores reconocidos por el SNI a nivel nacional y pode-
mos señalar que son fiel reflejo de la situación que en-
frentan las mujeres en la ciencia, donde de acuerdo con
Muñoz (2005: 110), ―el mercado laboral científico es aún
un universo masculino, en donde las mujeres enfrentan

146
obstáculos en su trabajo científico por el mero hecho de
ser mujeres y, como consecuencia tienen una representa-
ción menor en la ciencia y en los órganos encargados de
la toma de decisiones en áreas científicas―. En este sen-
tido, García (2004: 13) coincide con Muñoz al afirmar que
la estructura universitaria no es neutral vis - à - vis a las
relaciones de género y se encuentra básicamente en ma-
nos masculinas, lo cual incide en el desarrollo profesional
de las mujeres en la academia.
Las paradojas que en materia de Ciencia, Tecnología y
Género describe el Estado de Nuevo León deben ser en-
marcadas en un discurso que dibuja la reproducción de
relaciones de poder y de identidades sociales que entra-
ñan. Cada evento discursivo tiene tres dimensiones o fa-
cetas: (1) Es un texto, oral o escrito; (2) Es una instancia
de práctica discursiva que implica la producción y distri-
bución del texto. (3) Y es parte de una práctica social. Las
prácticas están limitadas y restringidas por el estado de
las relaciones hegemónicas y las luchas por la hegemonía.
Para Fairclough (2008), el análisis del evento discursi-
vo como práctica social puede referirse a diferentes nive-
les de organización social. Cada posibilidad creativa de
las prácticas discursivas está limitada y restringida por el
estado de las relaciones hegemónicas y las luchas por la
hegemonía. Por ejemplo donde existe y la hegemonía
relativamente estable, las posibilidades creativas tienden a
estar fuertemente restringidas. Esta combinación entre
hegemonía e intersubjetividad permite un análisis crítico
del discurso en donde el cambio histórico este perfilado.
Fairclough sostiene que analizar la dimensión de la prác-
tica discursiva tiene un objetivo político en el sentido de
que a través de ésta se examinan las relaciones de poder
(Fairclough, 2008:174). Por tanto, las normativas referen-

147
tes a Ciencia y Tecnología emitidas por el Estado es el
texto en el cual se ven las paradojas del discurso y de la
practica social. Las formas de organización y administra-
ción de la ciencia y tecnología desdibujan e in-visibilizan
el componente de género dentro del que-hacer de políti-
cas públicas de ciencia y tecnología a pesar del discurso
liberal de la inclusión de la perspectiva de género como
política pública transversal. Es, por llamarlo de alguna
manera, una explicación estructural sobre las formas en
que la valoración, división de trabajo y autoridad de la
ciencia y tecnología se materializan (Hearn y Husu,
2011).
El texto escrito en este caso lo constituye la política de
ciencia y tecnología que emana del Estado en forma de
leyes, decretos, programas o líneas de acción. En este
texto el peso político de la ciencia y tecnología es, en
primera instancia, insuficiente y poco estimulador del
que-hacer científico la imposibilidad de alcanzar el 1%
del PIB para este rubro lo constata. Por otra parte, en
materia de género las políticas de ciencia y tecnología es
prácticamente letra muerta, no existe una política clara y
contundente al respecto. La existencia de un programa
(“mujeres en la ciencia”) refleja que el texto escrito, “una
política pública transversal de género” es solamente un
discurso político sin contenido.
Es más, no hay en este sentido, una producción y dis-
tribución de este texto político: “la perspectiva de género
en políticas de ciencia y tecnología”. Pues entre los acto-
res políticos diputados, encargados de instituciones, o
funcionarios públicos entrevistados no existe ni siquiera
en el plano del discurso una comprensión de lo que im-
plica esta combinación de factores: ciencia y tecnología y
género.

148
Si como bien, puntualiza Incháustegui “las institucio-
nes son cristalizaciones de compromisos que nacen o se
construyen para administrar un valor social surgido del
acuerdo político o del consenso cultural”, el hecho de que
en los organismos que administran los programas de
ciencia y tecnología no haya un enfoque de género pone
en claro que es necesario un acuerdo en el que los valores
e intereses relativos a las mujeres en la ciencia sea visibili-
zado y considerado como “problema” digno de atender.
“implica desplegar un nuevo paradigma de política públi-
ca, con el correspondiente desarrollo del instrumental
teórico-conceptual, metodológico y operativo” (Incháus-
tegui, 1999: 87).
Si como Quintero y otros (2008) definen, una política
pública es una intención de adoptar un curso de acción
en particular, producto de un sistema político que indica
lo que se hace pero también lo que no se hace y que se
genera en el marco de procedimientos, instituciones y
organizaciones gubernamentales, entonces podemos estar
de acuerdo en que desde el siglo XX, las políticas sociales
y legales han promovido la igualdad de oportunidades en
el mercado laboral y una responsabilidad compartida en
la familia. A pesar de estos avances, las desigualdades
siguen siendo evidentes para las mujeres en estas áreas y
más aún en el caso de los avances en materia de ciencia y
tecnología.
Analizar la política pública con perspectiva de género
significa “tomar en cuenta las diferencias entre los sexos
en la generación del desarrollo y analizar en cada socie-
dad, las causas y los mecanismos institucionales y cultura-
les que estructuran la desigualdad entre los sexos” (OC-
DE, 1998, citado por Incháustegui, 1999). De acuerdo a
Incháustegui, la prespectiva de género en políticas públi-

149
cas no solo es introducir la cuestión de equidad entre los
sexos en los métodos de análisis y de diagnóstico sino los
procedimientos de evaluación, reprogramación y desem-
peño… “Y lo que es más importante, en los mecanismos
institucionales, formales e informales”. De esta manera,
este examen de las estrategias en materia de ciencia y
tecnología en el Estado de Nuevo León, nos permite re-
flexionar sobre la ausencia de una perspectiva de género
en las políticas públicas. Nos permite visibilizar que las
formas de organización en materia de ciencia y tecnología
reflejan relaciones de poder en donde las voces, presencia
y aporte de mujeres son limitadas.

Documentos revisados
Congreso del Estado de Nuevo León. Expediente 9790/LXXIV,
2015, consultado en
http://www.hcnl.gob.mx/trabajo_legislativo/iniciativas/LXXIV
-2015-EXP9790.pdf , octubre, de 2016.
Programa Estratégico de Ciencia, Tecnología e Innovación
2010-2015.
Ley de Impulso al Conocimiento y a la Innovación Tecnológica
(2009).
Informe de Instituto de Innovación y Transferencia de Tecno-
logía de Nuevo León, 2015.
Páginas visitadas
http://i2t2.org.mx/index.php

150
Referencias
Hearn, Jeff; Huso, Liisa (2011). Understanding gender: Some
Implications for Science and Technology”, Interdisciplinary
Science Reviews, Vol. 36, No. 2, pp. 103-113.
Incháustegui Romero, Teresa, 1999. “La institucionalización
del enfoque de género en las políticas públicas. Apuntes en
torno a sus alcances y restricciones”, La Ventana, núm. 10,
pp. 84-123.
Quintero Soto, María Luisa; Sánchez Galicia, Alejandro; Ceba-
llos Pérez, Sergio Gabriel (2008). “Las empresas sociales, pa-
liativo o solución a la pobreza de las mujeres”. En Un cues-
tionamiento a las políticas públicas. Investigaciones sobre género.
Aspectos conceptuales y metodológicos, María Luisa Quintero So-
to y Carlos Fonseca Hernández.

151
152
Puebla: De la Ley
a las acciones para promover
las políticas en Ciencia
y Tecnología y género
Elva Rivera Gómez83

Palabras introductorias

A
nivel internacional la lucha de las mujeres por
ser reconocidas como generadoras de conoci-
miento ha sido lento. Gracias a ellas se ha refle-
xionado en torno a la necesidad de legislar,
elaborar programas y políticas públicas que eliminen su
discriminación en la producción de los saberes.
Este trabajo tiene como principal propósito revisar el
caso del Puebla. En primer lugar se analiza la legislación
y el diagnóstico de ciencia y tecnología presentado en
2014; en segundo lugar se revisan algunas acciones deri-
vadas de los objetivos emanados por la Ley de 2004, a
cargo del Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología y se
presentan algunos resultados con el objetivo de visibilizar
la presencia de la mujeres en la ciencia y la tecnología
desde una perspectiva de género.

83 Dra. en Historia y Estudios Regionales por la Universidad
Veracruzana. Coordinadora del Colegio de Historia de la
Facultad de Filosofía y Letras de la Benemérita Universidad
Autónoma de Puebla (BUAP), SNI1.

153
La Ley y el diagnóstico de Ciencia y Tecnología en
Puebla

En Puebla la primer Ley referente a la Ciencia y Tecno-
logía se aprobó el primero de febrero de 1983, que dio
origen al Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología
(CONCYTEP), y publicado en el Periódico Oficial del
Estado en 1983”.84
Once años después la LV Legislatura del Congreso del
Estado de Puebla aprobó la Ley de Fomento a la Investi-
gación Científica, Tecnológica, Humanísticas y a la Inno-
vación para el Estado de Puebla, el 31 de diciembre de
2004.85
El Artículo 1 de esta Ley establece 17 objetivos. El ar-
tículo 2, fracción II reconoce la figura del Consejo de
Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla; mientras que
en la fracción VII declara la Ley de Fomento a la Investi-
gación Científica, Tecnológica, Humanística, Innovación
y Transferencia de Tecnología. Además, en el Título Se-
gundo de las Autoridades y sus atribuciones. Capítulo
Único, en el Artículo 4 reconoce como autoridades para
aplicar la Ley a: I. El Ejecutivo del Estado. II. El
CONCYTEP. y III. Los Ayuntamientos.86
El Artículo 5 establece las siguientes funciones:

I. Elaborar en el Plan Estatal de Desarrollo, las políti-
cas, estrategias y programas relativos al fomento de

84Ley de Fomento a la Investigación Científica, Tecnológica,
Humanísticas y a la Innovación para el Estado de Puebla, 31
de diciembre de 2004, p. 22. En adelante LFICTHIEP
85Op. cit. LFICTHIEP, 31 de diciembre 2004, p. 1.
86Op. cit. LFICTHIEP, 31 de diciembre 2004, p. 6.

154
la investigación y desarrollo científico, tecnológico,
entre otros.
II. Planear, conducir y coordinar la política general
que oriente el desarrollo integral del Estado a tra-
vés de la ciencia, la tecnología y las humanidades.
III. Establecer las prevenciones en el presupuestos de
egresos. IV. Aprobar y expedir el Programa Estatal
de Ciencia y Tecnología (PECYT).87

Así mismo el artículo 8 refiere que la Secretaría de Edu-
cación Pública y el CONCYTEP son las instancias respon-
sables de revisar, evaluar y actualizar cada dos años, las
políticas y estrategias sobre las actividades para fortalecer,
desarrollar y fomentar la ciencia y la tecnología, con la
finalidad de analizar sus impactos en la solución de los
problemas del Estado y en la generación del conocimien-
to, las cuales deberán contener cuando menos:

I. Una política general en ciencia y tecnología que
identifique las áreas o sectores prioritarios para el Es-
tado;
II. Los principios y valores éticos que deberán promover
y preservar las instituciones e investigaciones en la
actividad científica;
III. Diagnósticos, políticas, estrategias y acciones en lo
que respecta a:
1. Investigación científica y tecnológica.
2. Innovación y desarrollo tecnológico;
3. Formación de investigadores, tecnólogos y profesio-
nistas e alto nivel;

87Op. cit. LFICTHIEP, 31 de diciembre de 2004, p. 7.

155
4. Vinculación de la ciencia y tecnología con otros ám-
bitos;
5. Promoción en su caso, de programas y proyectos
con enfoque y recursos internacionales, que estimu-
len las actividades y productividad científicas en el
Estado; y
6. Difusión del conocimiento científico y tecnológico.
IV. Las áreas y líneas de investigación científica y tecnoló-
gica que se consideren prioritarias, tomando como
base para definir éstas la opinión, de científicos y
tecnólogos expertos de reconocido prestigio, además
de los del Consejo Técnico del CONCYTEP;
VI. Las estrategias y mecanismos de financiamiento com-
plementario; y
VII. Los mecanismos de evaluación y seguimiento.88

En relación a la base electrónica de datos, el Artículo 19
señala que ésta deberá contener información de los si-
guientes rubros:

I. La Ley de Fomento a la Investigación Científica
Tecnológica, Humanística y a la Innovación para el
Estado de Puebla;
II. El Programas Estatal de Ciencia y Tecnología:
III. El Registro Estatal de Investigadores;
IV. El Registro Estatal de Grupos y Redes de Investiga-
ción;
V. El Catálogo de Centros de Investigación, Institucio-
nes de Educación Superior y formadores docentes;

88Op. cit. LFICTHIEP, 31 de diciembre de 2004, pp. 9-10.

156
VI. La infraestructura destinada a la ciencia y tecnolo-
gía en la Entidad;
VII. El equipamiento especializado disponible para las
actividades de ciencia y tecnología;
VIII. La producción editorial que en la materia se dis-
ponga;
IX. Líneas estratégicas de investigación vigentes y los
proyectos de investigación realizados y en proceso;
X. Fuentes de financiamiento posibles para la activi-
dad científica y tecnológica y formación de recursos
humanos de alto nivel académico; y
XI. Productos tecnológicos y servicios proporcionados
por los centros de investigación e instituciones de
educación media superior y superior.89

Sin embargo, la página del CONCYTEP sólo hace públi-
co: inicio, ¿quiénes somos?, Divulgación y difusión, apo-
yos y estímulos, y convocatorias90. Por lo tanto, no son
públicos los contenidos referidos en el Artículo 9 de la
Ley.
Diez años después de haber sido aprobada la Ley, el
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología y el
CONCYTEP publicaron el Diagnóstico Estatal de Ciencia
y Tecnología (2014). El Índice de Desarrollo Relativo al
Género (IDG)mide la perdida de logros en dimensiones
claves como salud, empoderamiento y mercado laboral
debido a la desigualdad de género. En el caso poblano

89Op. cit. LFICTHIEP, 31 de diciembre de 2004, p. 15.
90Página del CONCYTEP, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/component/zoo/category
/convocatorias-abiertas-3?Itemid=111, consultado el 10 de
marzo de 2017, 18:00 hrs.

157
éste fue del 0.79 por ciento ocupando el lugar 23 a nivel
nacional, en tanto a nivel nacional fue del 0.82 por cien-
to. El índice de Potenciación de Género (IPG) mide el
grado de participación en decisiones económicas y el po-
der de decisión que tienen sobre los recursos económicos.
Así entonces, Puebla tuvo el 0.62 por ciento ocupando el
lugar 8 a nivel nacional.91
Referente a la infraestructura científica y tecnológica el
diagnóstico no proporciona datos segregados por sexo
referente al número de investigadores del SNI. Así por
ejemplo emplea un lenguaje masculino al señalar que
“Entre los años 2002 y 2013 Puebla incrementó en 110%
el número de investigadores en el SNI, pasando de 338 a
737 respectivamente”.92
En el año 2013 el número total de integrantes del SNI
fue de 74093. Las instituciones que registraron el mayor
número de integrantes del SNI fueron la la BUAP (457),
el Instituto Nacional de Astrofísica Óptica y Electrónica
(122), la Universidad de las Américas (63), la Universidad
Popular Autónoma del Estado de Puebla (33), el Colegio
de Posgraduados en Ciencias Agrícolas con 22, la Direc-
ción General de Educación Superior Tecnológica (8),
entre otras.
El diagnóstico al no presentar los datos segregados por
sexo en el caso del SNI imposibilita conocer el número de
integrantes en cada una de las áreas. A pesar de la ausen-
cia de esta información se destaca que en el año 2002, en

91 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología-Concytep, Diag-
nóstico Estatal 2014, México: Foro Consultivo de Ciencia y
tecnología-Consejo Estatal de Ciencia y tecnología del Esta-
do de Puebla, pp. 16-17.
92Op. Cit. Diagnóstico Estatal 2014, p. 20.
93Op. Cit. Diagnóstico Estatal 2014, p. 21.

158
Puebla la participación de las mujeres en el SNI fue del
23 por ciento; y en el 2013 se incrementó al 30 por cien-
to.94
La ausencia de una perspectiva de género en la cons-
trucción de indicadores impide conocer los avances en
torno a la formación de recursos humanos en los niveles
de licenciatura y de posgrado por área de conocimiento,
en la productividad científica e innovadora, en la produc-
ción científica de las y los integrantes del SNI, entre otros
rubros.
En el ranking de Ciencia, Tecnología e Innovación, en
particular, género en la Ciencia y Tecnología Puebla ocu-
pó el lugar 23.95 Finalmente en el rubro de dedicado a las
competencias, fortalezas y oportunidades del Sistema
Estatal de Ciencia, Tecnología e Innovación no incluye un
señalamiento en torno a las acciones para impulsar la
participación de las mujeres e incrementar los indicado-
res, ni mucho menos se propone la elaboración de diag-
nósticos con perspectiva de género.
Por lo anteriormente expuesto, y, para hacer visible la
participación femenina en la ciencia, la tecnología en el
Estado de Puebla revisamos los resultados de las convoca-
torias 2015 y 2016 emitidas por Concytep.

Los sesgos de género en la ciencia y tecnología en
Puebla

Desde la creación en 1983 del Consejo Estatal de Ciencia
y Tecnología, y de la aprobación de la Ley en 2004, en

94Op. Cit. Diagnóstico Estatal 2014, pp. 30-31.
95Op. Cit. Diagnóstico Estatal 2014, p. 50.

159
Puebla se han emitido diversas convocatorias para pro-
mover y formar recursos humanos e incentivar el desarro-
llo de la ciencia, tecnología e innovación.
A pesar de que en el Programa Especial de Ciencia,
Tecnología e Innovación 2014-2018 en el III.1.2 Igual-
dad de oportunidades y no discriminación contra las mu-
jeres plantea como línea de acción se propone “Incentivar
la participación de las mujeres en todas las áreas del co-
nocimiento, en particular en las relacionadas a las cien-
cias y la investigación.”96 No se han logrado cristalizar
acciones específicas en la gran mayoría de éstas.
Por lo anterior revisamos los resultados de algunas
convocatorias del Concytep, con el fin de visibilizar la
participación de las mujeres cuyos resultados se presentan
a continuación.

Presea Estatal de Ciencia y Tecnología “Luis Rivera Terrazas”

En la Convocatoria Presea Estatal de Ciencia y Tecnolo-
gía “Luis Rivera Terrazas” 2016, de las 6 áreas de cono-
cimiento sólo una mujer del área de Medicina y Ciencias
de la Salud obtuvo el premio, el resto fueron hombres. El
resto de las áreas fueron obtenidos por hombres, 3 de
ellos de la BUAP, y uno por la UDLAP.

96CONACYT, Programa Especial de Ciencia, Tecnología e
Innovación 2014-2018, México: CONACYT, 2014, p. 61.

160
Presea Estatal de Ciencia y Tecnología
“Luis Rivera Terrazas 2016”, Concytep
Modalidad Área Mu- Hom- Institución
jer bre
Divulgación Ciencias 1 BUAP
de la Ciencia Exactas y
Naturales
Divulgación Ciencias So- Desierta
de la Ciencia ciales, Huma-
nidades y
Arte.
Ciencia Bá- Ciencias 1 BUAP
sica Exactas y
Naturales
Ciencia Bá- Medicina y 1 Instituto
sica Ciencias de la Mexicano
Salud del Seguro
Social
Ciencia Bá- Ciencias So- 1 BUAP
sica ciales y Hu-
manidades
Investiga- Innovación, 1 Fundación
ción Aplica- Diseño, Desa- Universi-
da y Desa- rrollo Tecno- dad de las
rrollo Tec- lógico, Am- Américas
nológico biente, Desa- Puebla
rrollo Susten-
table, Ener-
gías Renova-
bles, Ingenie-
rías, Alimen-
tos y Agroin-
dustrias
Total 1 4
Fuente: elaboración propia. Consejo Estatal de Ciencia y Tec-
nología del Estado de Puebla, Resultados de la Convocatoria

161
Presea Estatal de Ciencia y Tecnología “Luis Rivera Terrazas”,
2016, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/premios_estata
les/2016/resultados_premio_luis_rivera_terrazas_2016.pdf,
consultado el 20 de marzo de 2017, 17:42 hrs.

En la emisión 2017 de la convocatoria a la presea “Luis
Rivera Terrazas” los premios fueron otorgados a dos in-
vestigadores de la BUAP y uno al Volkswagen de México.

Presea Estatal de Ciencia y Tecnología
“Luis Rivera Terrazas 2017”, Concytep
Modalidad Área Mu- Hom- Institución
jer bre
Ciencia Bá- Físico Mate-
sica máticas y Desierta
Ciencias de la
Tierra
Ciencia bási- Biología, 1 BUAP
ca Química, Facultad de
Ciencias de la Ciencias
Vida, Biotec- Químicas
nología, Cien-
cias Agrope-
cuarias, Medi-
cina y Cien-
cias de la Sa-
lud
Ciencia Bá- Ciencias So- 1 BUAP
sica ciales, Huma- ICSyH
nidades y
Ciencias de la
Conducta
Investiga- Innovación, 1 Volkswagen
ción Aplica- Diseño, Desa- de México

162
da y Desa- rrollo Tecno-
rrollo Tec- lógico, e In-
nológico genierías
Investiga- Ambiente,
ción Aplica- Desarrollo
da y Desa- Sustentable,
rrollo Tec- Energías Re- Desierta
nológico novables, Ali-
mentos y
Agroindus-
trias
Divulgación Ciencias Exac- 1 Corporati-
de la Cien- tas, Naturales, vo Guen-
cias Sociales, Arte duvi, S.C.
y Humanida-
des
Total 0 3
Fuente: elaboración propia. Resultados de la Convocatoria
Presea Estatal de Ciencia y Tecnología “Luis Rivera Terrazas”,
2017, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/premios_estata
les/2017/resultados_presea_2017.pdf, consultado el 20 de mar-
zo de 2017, 19:00 hrs.

Fomento a la investigación de jóvenes investigadores

La convocatoria del 5to. Encuentro de Jóvenes Investiga-
dores CONCYTEP-CONACYT 2016 emplea un lenguaje
incluyente, y específica los requisitos para participar:

Se convoca a los y las jóvenes que se encuentren es-
tudiando a partir del sexto semestre de licenciatura
o ingeniería, así como profesionistas que tengan
máximo seis meses de haber concluido sus estudios

163
(pasantes o titulados) que estén interesados en la
investigación y desarrollo de una actividad científi-
ca, tecnológica e innovadora, tendiente a elevar el
nivel de competitividad de los sectores académico y
productivo del Estado de Puebla. (Concytep,
2016)97

Finalmente se identifica que las y los estudiantes del sec-
tor público del estado son quienes obtienen más premios,
en especiallas jóvenes de las áreas de Físico Matemáticas y
Ciencias de la Tierra, Medio Ambiente, Tecnología Am-
biental, Energía y Desarrollo Sustentable, y Biología, Bio-
tecnología y Ciencias Agropecuarias.

Resultados del 5to. Encuentro de Jóvenes Investigado-
res CONCYTEP-CONACYT 2016
Área Institución Mujer Hombre
Físico Matemá- BUAP 2do lugar 1er lugar
ticas y Cs. De la 3er lugar
Tierra
Medio Ambien- BUAP 0 1er lugar
te, Tecnología 2do lugar
ambiental, 3er lugar
energía y desa-
rrollo sustenta-

97Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología del Estado de Pue-
bla, Convocatoria del 5to. Encuentro de Jóvenes Investigadores, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/jovenes_inv
estigado-
res/2016/convocatoria_jovenes_investigadores_2016.pdf,
consultado el 22 de marzo de 2017, 10:00 hrs.

164
ble
Biología, bio- BUAP 1er Lugar 2do lugar
tecnología y Cs. Universidad 3er lugar
Agropecuarias Interserrana,
Chilchotla
Química, Medi- BUAP 1er lugar
cina, Cs. De la UPAEP 2do lugar
Salud Universidad 3er lugar
Tecnológica de
Tehuacan
Ingenierías Instituto Tecno- 1er lugar
lógico de
Tehuacan
BUAP 2do lugar
Inst. Tec. Supe- 3er lugar
rior de Teziutlán
Total 7 8
Fuente: Elaboración propia. Ganadores del 5º Encuentro de
Jóvenes Investigadores Puebla,
enhttp://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/becas_conac
yt_gobierno_puebla/varios/jovenes/ganadores_jovenes_investiga
dores_2016.pdf, consultado el 22 de marzo de 2017, 10:30 hrs.

La segregación por sexo permite distinguir que de las
cinco áreas premiadas, las mujeres obtuvieron el primer
lugar en tres de las cinco áreas: Biología, Biotecnología y
Cs. Agropecuarias, Química, Medicina, Cs. De la Salud e
Ingenierías; en tanto, los hombres lo obtuvieron en las
áreas de Físico Matemáticas y Ciencias de la Tierra y Me-
dio Ambiente, Tecnología ambiental, energía y desarrollo
sustentable.

165
Incorporación de Maestros y Doctores en la Industria

La convocatoria emitida por Conacyt-Concytep para la
Incorporación de Maestros y Doctores en la Industria
2016 estuvo dirigido a las y los profesionistas con grado
de maestría y doctorado en área de Ciencias Naturales y
Exactas e Ingeniería y tecnología, con residencia en el
estado de Puebla, y a todas las empresas establecidads en
el estado, cámaras empresariales, asociaciones y socieda-
des de producción de los sectores público y privado, cuya
actividad se ubique preferentemente dentro de los secto-
res económicos estratégicos,destaca en los principios, a.
Equidad y no discriminación lo siguiente:

De conformidad con lo establecidos en el artículo 3 de
la Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discrimi-
nación, el CONACYT manifiesta que los requisitos y
preferencias indicaos en la presente Convocatoria, los
criterios establecidos en el apartado Selección y Eva-
luación de los Términos de Referencia y la disponibi-
lidad presupuestal del CONACYT en el rubro desti-
nado al Programa Becas de Posgrado y otras modali-
dades de apoyo a la calidad, constituyen los únicos
elementos a tener en cuenta en el proceso de
evaluación y selección de Aspirantes, sin que influ-
yan o intervengan elementos de diferenciación por
raza, religión, edad, género, preferencia sexual, ca-
pacidades diferentes u otra manifestación de dis-
criminación. La institución deberá observar en la
selección de personas a proponer en la presente
convocatoria, los principios de equidad y no discri-
minación, particularmente cuidando la equidad de

166
género; cualquier incumplimiento a dichos princi-
pios declarado por resolución de autoridad compe-
tente, será motivo de cancelación del apoyo.
La institución deberá observar en la selección de
personas a proponer en la presente convocatoria,
los principios de equidad y no discriminación, par-
ticularmente cuidando la equidad de género; cual-
quier incumplimiento a dichos principios declarado
por resolución de autoridad competente, será moti-
vo de cancelación del apoyo. (Concytep, 2016)98

Sin embargo, no es posible verificar si se cumplió con el
artículo 3 de dicha Ley, en virtud de que no se publicaron
los resultados de la convocatoria.

Convocatoria Becas tesis Concytep 2015

Otra de las acciones para impulsar la incorporación de
jóvenes a la investigación son las convocatorias para con-
cluir tesis de Licenciatura. En 2015 el Concytep otorgó90
becas, de las cuales 55 fueron obtenidas por mujeres, en
las siguientes áreas: 20 en Ciencias Exacatas y Naturales,
19 en Ciencias Sociales y Humanidades, 4 Tecnología y
Ciencias Médicas, 6 en Ingeniería y Ciencias de la Inge-

98Consejo de Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla, Pro-
grama de Incorporación de Maestros y Doctores en la In-
dustria para Fomentar la Competitividad y la Innovación.
Convocatoria 2016, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/maestros_doct
ores_industria/2016/convocatoria_maestros_doctores_indust
ria_2016.pdf, consultado el 20 de marzo de 2017, 18:42 hrs.

167
niería, 3 en Tecnología y Ciencias Agropecuarias y 3 en
Ciencias Económicas Administrativas. Lo que representó
el 61.1%. Las áreas que registraron mas proyectos de
tesis presentados por mujeres fueron las de Ciencias
Exactas y Naturales (22.1%) y Ciencias Sociales y Huma-
nidades (21.1%). Sin embargo prevalece en las áreas de
Ingenierías y Ciencias de la Ingeniería (6.65) y Tecnología
y Ciencias Agropecuarias (3.3%) el menor número de pro-
yectos de tesis beneficiados para el caso de las mujeres.

Benefeciarios/as de la convocatoria becas-tesis
Concytep2015, por área y sexo
Año Área Mujeres Hombres Total
Ciencias Exactas 27
y Naturales 20 7
Ciencias Sociales 36
y Humanidades 19 17
Tecnología y 5
Ciencias Médicas 4 1
Ingenierías y 15
2015 Ciencias de la 6 9
Ingeniería
Tecnología y 4
Ciencias Agrope- 3 1
cuarias
Ciencias Econó- 3
micas y Adminis- 3 0
trativas
SUBTOTAL 55 35 90
Fuente. Elaboración propia. Concytep, Beneficiarios becas tesis
2015, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/becas_tesis/201
5/beneficiarios_becas_tesis_2015.pdf, consultado 22 de marzo
de 2017, 11:00 hrs.

168
Es importante señalar que en la emisión 2016 la convoca-
toria de las becas tesis se amplio a tesistas de maestría y
doctorado otorgándose un total de 110 becas. De éstas 10
fueron en el nivel doctorado, 50 en el nivel maestría y 50
en licenciatura. Las becas asignadas a las mujeres repre-
sentó en el nivel de doctorado el 7.3% (8), 27.2% (30) en
el nivel maestría, 34.5% (38) en la licenciatura.
En el nivel de doctorado, el áreade Tecnología y Cien-
cias de la Ingeniería las mujeres ocuparon el 2.7% asig-
nadas a 3 becarias; en maestría el área de Tecnología y
Ciencias Médicas alas mujeres se les otorgó el 7.2% y fue-
ron beneficiadas 8 postulantes; y en licenciatura en el
Ciencias Sociales y Humanidades representó el 16.3% con
18 becas otorgadas a las concursantes.

Beneficiarios/as becas tesis Concytep 2016 por área,
nivel y sexo
Doctorado Maestría Licenciatu- To-
ra tal
Área M H Su M H Su M H Su
bt bt bt
Cs. Exactas 2 1 3 6 6 12 6 1 7 22
y Nat.
Cs. Sociales 2 0 2 5 3 8 1 5 23 33
y Humani- 8
dades
Tecnología 0 0 0 8 3 11 5 1 6 17
y Cs. Médi-
cas
Tecnología 3 1 4 7 6 13 8 4 12 29
y Cs. De la
Ingeniería
Tecnología 1 0 1 3 2 5 1 1 2 8

169
y Cs. Agro-
pecuarias
Cs. Econ. Y 0 0 0 1 0 1 0 0 0 1
Administra-
tivas
Subtotal 8 2 10 3 2 50 3 1 50 110
0 0 8 2
Fuente: Elaboración propia. Concytep, Beneficiarios/as de la
Convocatoria Beca Tesis Concytep 2016, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/becas_tesis/201
6/resultados_becas_tesis_concytep_2016.pdf, consultado 22 de
marzo de 2017, 11:30 hrs.

Reflexiones finales

En Puebla a partir de la década de los ochenta con la
creación del Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología se
inician un conjunto de políticas para desarrollar la ciencia
y la tecnología a nivel estatal. Con la ley de 2004 se insti-
tucionaliza la política en este ámbito. A partir del cual se
diseñan objetivos, metas y estrategias para impulsar un
conjunto de acciones en las instituciones públicas y priva-
das dedicadas a la investigación, sector privado y en los
municipios poblanos.
La Ley aprobada en el 2004, si bien ha promovido el
desarrollo de la ciencia y la tecnología, aun no cumple al
cien por ciento cada uno de las rubros que ésta compren-
de. Basta citar un ejemplo que se estipula que de deben
contar con base de datos digitales, sin embargo, en el
portal institucional del Concytep estos no son de acceso al
público.
El diagnóstico elaborado en 2014 brinda información
muy importante, sin embargo, no proporciona estadísti-

170
cas que permitan identificar los avances y/o retrocesos de
la participación de la mujeres a la ciencia, tecnología e
innovación en las diversas áreas de conocimiento.
Asimismo es necesario un estudiopara analizar los ob-
jetivos y acciones del Plan Sectorial de INMUJERES
2012-2018 y éstos han sido incorporados al Programa
Estatal de Ciencia y Tecnología para transversalizar la
perspectiva de género en éste. En el diagnóstico de 2013
se ubicó a Puebla en el lugar 23 del ranking de género,
ciencia, tecnología a nivel nacional, lo que significa eva-
luar si el programa estatal de ciencia, tecnología e inno-
vación ha logrado incidir y mejorar los indicadores o bien
es vital replantear el programa e incorporar el enfoque
de género.
Ante la falta de una política pública con perspectiva de
género en las acciones y estrategias emprendidas por
Concytep en cada una de las convocatorias se analizaron
los resultados de éstas e identificamos que en la mayoría
de éstas, son las jóvenes las que en su mayoría obtienen
las becas en áreas que han sido considerado como exclu-
sivamente masculinas. Sin embargo, en los premios esta-
tales, el área de ciencias exactas sigue predominando los
hombres en la obtención de los premios.
A diecisiete años de haberse aprobado la Ley de Fo-
mento a la Investigación Científica, Tecnológica, Huma-
nísticas y a la Innovación para el Estado de Puebla es ur-
gente evaluar sus alcances y limitaciones en materia de
Igualdad de oportunidades y no discriminación contra las
mujeres.

171
Referencias
Consejo Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla,Programa de
Incorporación de Maestros y Doctores en la Industria para Fomen-
tar la Competitividad y la Innovación. Convocatoria 2016, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/maestros_doct
ores_industria/2016/convocatoria_maestros_doctores_indust
ria_2016.pdf, consultado el 20 de marzo de 2017, 18:42 hrs.
Consejo Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla, Resultados
de la Convocatoria Presea Estatal de Ciencia y Tecnología “Luis
Rivera Terrazas”, 2017, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/premios_es
tatales/2017/resultados_presea_2017.pdf, consultado el 20
de marzo de 2017, 19:00 hrs.
Consejo Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla. Resultados
de la Convocatoria Presea Estatal de Ciencia y Tecnología “Luis
Rivera Terrazas”, 2016, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/premios_es
tata-
les/2016/resultados_premio_luis_rivera_terrazas_2016.pdf,
consultado el 20 de marzo de 2017, 17:42 hrs.
Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla,
Convocatoria del 5to. Encuentro de Jóvenes Investigadores, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/jovenes_inv
estigado-
res/2016/convocatoria_jovenes_investigadores_2016.pdf,
consultado el 22 de marzo de 2017, 10:00 hrs.
Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla,
Ganadores del 5º Encuentro de Jóvenes Investigadores Puebla, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/becas_cona
cyt_gobierno_puebla/varios/jovenes/ganadores_jovenes_inve
stigadores_2016.pdf, consultado el 22 de marzo de 2017,
10:30 hrs.
Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla,
Beneficiarios becas tesis 2015, en

172
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/becas_tesis/
2015/beneficiarios_becas_tesis_2015.pdf, consultado 22 de
marzo de 2017, 11:00 hrs.
Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología del Estado de Puebla,
Beneficiarios/as de la Convocatoria Beca Tesis Concytep 2016, en
http://www.concytep.puebla.gob.mx/images/docs/becas_tesis/
2016/resultados_becas_tesis_concytep_2016.pdf, consultado
22 de marzo de 2017, 11:30 hrs.
CONACYT, Programa Especial de Ciencia, Tecnología e Innovación
2014-2018, México: CONACYT, 2014
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología-Concytep, Diagnóstico
Estatal 2014, México: Foro Consultivo de Ciencia y tecnolo-
gía-Consejo Estatal de Ciencia y tecnología del Estado de
Puebla.
Gobierno del Estado de Puebla, “Ley de Fomento a la Investi-
gación Científica, Tecnológica, Humanísticas y a la Innova-
ción para el Estado de Puebla”, 31 de diciembre, en el Perió-
dico Oficial,el 31 de diciembre de 2004, Tomo CCCLVI,
Número 14, Trigésima Novena Sección, 2004.

173
174
San Luis Potosí: De los rebozos
a la industria automotriz
Carolina Olvera Castillo99

H
ay veces que pasamos por alto situaciones
que son más complejas de lo que parecen, y
para ello necesitamos usar herramientas
prismáticas que ampliarán nuestro rango de
visión, lo mismo sucede con la Ciencia y la Tecnología
(CyT), que idealmente buscallegar a un estado de bienes-
tar y conocimiento para la sociedad. Sin embargo, para
ello, hay que poner atención en las particularidades de
esta sociedad, ya que la formamos mujeres y hombres de
características diversas.
Comenzaremos esta búsqueda de características a nivel
particular, mostrándoles lo que sucede en San Luis Poto-
sí,utilizaremos una herramienta prismática que nos per-
mitirá visualizar igualdades y desigualdades en la CyT,
que también son cuestiones de justicia social para mujeres
y hombres, se trata de la perspectiva de género. El pre-

99Psicóloga y Maestra en Políticas Públicas y Género
Observatorio Universitario de Equidad y Género de la Univer-
sidad Autónoma de San Luis Potosí
(444) 826 23 00 ext. 1085

175
sente capítulo se propone hacer un análisis de la legisla-
ción y políticas públicas en ciencia ytecnología, revisando
desde leyes estatales, hasta instituciones y consejos que se
encargan del desarrollo y promoción de las actividades
científicas y tecnológicas en esta entidad.
Es importante dejar claro que en San Luis existe un
apoyo importante a la industria porparte del gobierno y
con el respaldo de las instituciones de educación superior
y de investigación. De tal manera que no podemos des-
vincular a la industria de la academia, ya que en múltiples
ocasiones se comunica a la sociedad esta colaboración por
medio de acuerdos y convenios, incluso, la promoción de
esta participación forma parte del plan estatal de desarro-
llo. En la figura 1, nos daremos una idea general de la
participación de la academia en los reconocimientos que
el estado concede hacia el desarrollo científico y tecnoló-
gico y que de alguna manera, tieneel potencial para vin-
cularse con la industria.

Figura 1. El Conacyt en el estado de San Luis Potosí
Ciencia y SNI Mujeres: 197
Tecnología Hombres: 431
Presupuesto Estatal de CTI 270,350,704 MXN

Integrantes RENIECYT 159

Programas en el PNPC 80

Becarias Conacyt 676

Becarios Conacyt 684

Nota Fuente: elaboración propia con datos de Consejo Nacio-
nal de Ciencia y Tecnología, 2016; Centro de Estudios de Fi-
nanzas Públicas, 2016, p.17; Centro de Análisis para la Investi-
gación en Innovación, 2015, p. 53-54 y Sistema Integrado de

176
Información sobre Investigación Científica, Desarrollo Tecno-
lógico e Innovación, 2016.

El Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt),
es uno de los principales promotores de la ciencia y la
tecnología en México, por esto que es interesante dar
cuenta del número de personas que son susceptibles de
participar en el mismo, ya sea como becarias, estudiantes
e investigadoras, el presupuesto que se asigna hacia estas
actividades y los programas reconocidos por su cali-
dad.Habrá que preguntarse quienes y en qué áreas se
desempeñanlas personas involucradas y qué tanta rela-
ción existe entre ellas y las instituciones orientadas al
desarrollo del cual habla el gobierno en su agenda; si este
presupuesto es suficiente para los objetivos propuestos y
si se reparte de manera equitativa; y bajo qué normativas
es posible ejercer las actividades científicas y tecnológicas.
En los siguientes apartados revisaremos justamente
cuales son los marcos normativos, institucionales y de
planeación que se aplican para continuar en la carrera de
innovación.

Ciencia, Tecnología e Innovación en San Luis Potosí:
la estructura formal.

Existen tres momentos importantes para San Luisen
cuanto a la carrera legislativa en Ciencia y Tecnología,
que si bien no son los únicos, son los destacables: 1) en el
año de 1996 se crea el Consejo Potosino de Ciencia y
Tecnología (COPOCYT), 2) en 2003 se publica la Ley
Orgánica del Consejo Potosino de Ciencia y Tecnología a
la par de la Ley de Ciencia y Tecnología del estado de

177
San Luis Potosí cuya última modificación es en 2017 y 3)
actualmenteexiste la Comisión de Educación, Cultura,
Ciencia y Tecnología cuyo período es de 2015-2018, para
ser renovada al término de dicho período ya que es per-
manente, como lo determina el artículo 10º de la Ley de
Ciencia y Tecnología.

Figura 2. Síntesis del marco legislativo y ejecutivo
de San Luis Potosí
Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y
Comisión Tecnología 2015-2018

Emitida en agosto de 2003
Ley de Ciencia y Tecnología
Actualizada en julio de 2017

1% del Producto Interno Bruto estatal
Presupuesto

Si regula el tema
Innovación

Si regula el tema
Legislación del artículo 458

No se considera la perspectiva de género
Género

Consejo Potosino de Ciencia y Tecnología
Organismo encargado

Estrategia A.2: Reducir la brecha tecnológica con
Plan Estatal de Desarrollo apoyo de las instituciones de investigación,
desarrollo e innovación

Programa Sectorial de Ciencia y Tecnología
Programa estatal de Ciencia,
Tecnología e Innovación
Nota Fuente: elaboración propia con datos del Foro Consultivo
Científico y Tecnológico, 2016a; Centro de Análisis para la
Investigación en Innovación, 2015, p. 53-54;Comité de Planea-
ción para el Desarrollo del Estado, 2016a, p.12-28 y de Go-
bierno del estado de San Luis Potosí, 2017.

178
En la figura 2, se contempla la temática CyT en el Plan
Estatal de Desarrollo, conjugando sus acciones en el Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología. Es decir, sí se
cuenta con una agenda de innovación, aunque la Ley de
Ciencia y Tecnología no regula los temas de Género, a
pesar de que precisamente es la innovación que ofrece la
perspectiva de género, la que puede aportar una visión
diferente a la de la hegemonía científica, que pretende
ser ascética a las características diversas de las ciudadanas
y ciudadanos que pueden verse beneficiados de dichos
avances científicos y tecnológicos.
Ha de destacarse que una de las instituciones consoli-
dadas y de mayor reconocimiento en el estado es el CO-
POCYT, quien se encarga del impulso, promoción, difu-
sión, desarrollo y ejecución de la política de Ciencia, Tec-
nología e Innovación, ésta institución incluso fue creada
antes de que se aprobara la Ley de Ciencia y Tecnología
de San Luis. Aunque no es la única institución en la mira
de esta revisión, simplemente, en el estado existen 75
instituciones de educación superior y tres centros públicos
de investigación: el Colegio de San Luis (COLSAN), el
Instituto Potosino de Investigación Científica y Tecnoló-
gica (IPICYT), y dentro del mismo IPICYT está el Centro
de Investigación, Innovación y Desarrollo para las Zonas
Áridas (CIIDZA). 100 La entidad tiene 80 programas regis-
trados en el Padrón Nacional de Posgrados de Calidad,101

100 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología. México: COPLADE,
2016a. Pp.: 12-28
101Índice Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación 2015

179
y hay 159 empresas inscritas en el Registro Nacional de
Instituciones y Empresas Científicas y Tecnológicas. 102
Y dentro de estas instituciones se encuentran mujeres y
hombres que tienen conocimientos altamente especiali-
zados, y que contribuyen a darle forma a la identidad de
la corriente de innovación que el estado requiere, o al
menos, lo que se pretende alcanzar según las necesidades
evaluadas por el gobierno, que a su vez tiene una fuerte
influencia de las empresas, especialmente de las empresas
extranjeras que se asientan en este territorio. De esta ma-
nera inevitablemente veremos una tendencia en las áreas
de desempeño de quienes forma parte del sistema de CyT
en San Luis.
Una manera de identificar a estas personas es revisar
el Sistema Nacional de Investigadores (SNI), según el
último registro de 2016, en San Luis Potosí existen 628
personas adscritas al sistema, de las cuales 431 son hom-
bres y 197 son mujeres.103Hablando de académicas y aca-
démicos de “alto rendimiento”, próximamente se espera
la consolidación del Sistema Estatal de Investigadores,
que no fue mencionado en un inicio como un punto des-
tacable en el estado, ya que todavía no existe. Solamente

102 Sistema Integrado de Información sobre Investigación
Científica y Tecnológica. (2016). Registro Nacional de Insti-
tuciones y Empresas Científicas y Tecnológicas en
http://www.gob.mx/conacyt/acciones-y-programas/ reniecyt-
registro-nacional-de-instituciones-y-empresas-cientificas-y-
tecnologicas consultado el 18 de agosto de 2016.
103 Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología. (2016). Padrón
de beneficiarios. Investigadores vigentes en
http://conacyt.gob.mx/index.php/eñ-cpmacut/sistema-
nacional-de-investigadores consultado el 6 de agosto de
2016.

180
se ha incluido la intención de consolidación del mismo en
la última modificación a la Ley de Ciencia y Tecnología, y
no era para menos puesto que el mismo Sistema Estatal
estuvo incluido en el Eje 1 del nuevo Plan Estatal de
Desarrollo,104 incluso antes de la modificación de la Ley
de CyT en julio de 2017, en donde se menciona que el
COPOCYT tiene seis meses para expedir una propuesta
ante el Ejecutivo del Estado.
Finalmente siempre es importante estar conscientes
del presupuesto que se estipulaal tema que estamos revi-
sando, y si esta asignación será permanente. A la fecha, se
han invertido más de 1,300 millones de pesos en los últi-
mos años al desarrollo tecnológico gracias a la colabora-
ción de empresas locales en el Programa de Estímulos a la
Investigación, Desarrollo Tecnológico e Innovación,105
además conforme a la ley se asigna el 1% del Producto
Interno Bruto estatal a la CyT. Lo que resulta innovador
al menos en esta entidad, es que en 2017 se elaboró el
Presupuesto Estatal de Egresos con perspectiva de géne-
ro, a raíz de la investigación y declaración de Alerta de
Violencia de Género contra las Mujeres en San Luis, en-
tre otras acciones que coordina el Instituto de las Mujeres
del Estado de San Luis Potosí,106 aunque dentro de estas
acciones no se menciona directamente la inclusión de
estrategias con perspectiva de género en la ciencia y la
tecnología.

104 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología, p.13.
105 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología.
106Comunicado personal, agosto 18, 2016.

181
Planes, programas, leyes e institutos, ¿moderadores de
innovación?

¿Quiénes regulan realmente lo que se hace o deja de ha-
cer conforme a los avances científicos y tecnológicos? Y
no me refiero a que las leyes existentes sean transgredi-
das, ni a una mente maestra que lo controle todo desde
las sombras, o a que los tópicos merecedores de atención
sean elegidos al azar. Muy por el contrario, nada es al
casualidad, está perfectamente estructurado y dirigido
por la manera de hacer ciencia que va de la mano del
mercado, aquella que ha moldeado a la sociedad hasta
ahora y que lejos de ser imparcial, solo se ha enfocado el
método del hombre; no el hombre como humanidad, más
bien el hombre como padre y patriarca, y lo mismo aplica
para San Luis que para Tokyo o Chiapas, con solo algu-
nas peculiaridades propias de las regiones.
¿Qué tiene que ver esto con lo que se ha revisado hasta
el momento y con lo que se continuará puntualizando
más adelante? Pues, que precisamente en las siguientes
líneas se visibilizan patrones y huecos en los que se obvian
las condiciones de las y los habitantes del estado, en don-
de, en la mayor parte de las veces se dejan de lado las
necesidades específicas de la mitad de la población: las
mujeres, quienes también forman parte del sistema CyT,
cada vez con mayor presencia y participación. Comenza-
remos revisando las instituciones, consejos y normativas
que se desprenden de la Ley de Ciencia y Tecnología del
estado o que tiene relación directa con ella; a continua-
ción se analizan el Plan Estatal de Desarrollo y el Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología, que nos dará
pie para contextualizar las prioridades del gobierno del

182
estado; por último se consideran los diagnósticos de CyT
en donde se observan las áreas en las que destaca San
Luis.

Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología
2015-2018

En el período de 2015 a 2018, esta comisión está integra-
da por tres mujeres y tres hombres. El presidente José
Ricardo García Melo, la vicepresidenta María Rebeca
Terán Guevara, la secretaria Guillermina Morquecho
Pazzi y tres vocales: Gerardo Serrano Gaviño María Gra-
ciela Gaitán Díaz y Mariano Niño Martínez.107
Entre sus atribuciones destacan la expedición y refor-
ma a la legislación en materia de ciencia, educación, cul-
tura física y tecnología; otorgar premios y reconocimien-
tos a alumnas y alumnos destacados así como preseas a
personas en las diferentes áreas de desarrollo humano; la
evaluación de políticas públicas, generación de propues-
tas y valoración de iniciativas en las materias que les com-
peten conforme a su denominación.108Anualmente pro-
yectan sus líneas de acción conforme a un plan de trabajo.

107 LXI Legislatura del estado de San Luis Potosí. (2016a).
Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología
2015-2018 en
http://congresosanluis.gob.
mx/conocenos/comisiones/comisiones-permanentes-17 recu-
perado el 2 de Agosto de 2016.
108 Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología
2015-2018. Programa Anual de Trabajo de la Comisión de Edu-
cación, Cultura, Ciencia y Tecnología 2015-2018. México: CE-
CCyT, 2015.

183
Para el año de 2015 a 2016, en su cronograma aparecen
de manera general los diversos eventos que se realizarán
conforme a lo establecido en el Artículo 108 de la Ley
Orgánica del Poder Legislativo del estado de San Luis
Potosí.109Aunque no se menciona ningún evento que alu-
da al desarrollo científico y tecnológico de las mujeres
potosinas, sí se menciona la organización del Parlamento
de niños y niñas.
Aunque no se menciona en la Ley de Ciencia y Tecno-
logía del estado, la Comisión de Derechos Humanos,
Equidad y Género también fue revisada puesto que en sus
atribuciones son las de expedición, reforma, adición y
derogación de legislación estatal en materia de género,
hasta la revisión y derogación de legislación estatal que
implique discriminación.
La Comisión está compuesta por tres mujeres: la pre-
sidenta Dulcelina Sánchez de Lora, la vicepresidenta Jo-
sefina Salazar Báez y la secretaria: Martha Orta Rodrí-
guez.110También presentan un plan anual de trabajo en el
que se señalan las iniciativas que se encuentran en trámi-
te. No se menciona ninguna similar al fomento a la inves-
tigación con perspectiva de género o al apoyo a mujeres
académicas o científicas.

109 LXI Legislatura del estado de San Luis Potosí. Iniciativa de
Ley para Reformar el Artículo 108 de la Ley Orgánica del Poder
Legislativo del estado de San Luis Potosí. México: LXI LESLP,
2016c.
110 LXI Legislatura del estado de San Luis Potosí. (2016b).
Comisión de Derechos Humanos, Equidad y Género 2015-2018 en
http://congresosanluis.gob.mx/ conoce-
nos/comisiones/comisiones-permanentes-4 recuperado el 2
de Agosto de 2016.

184
Consejo Potosino de Ciencia y Tecnología

Ya se ha mencionado antes al COPOCYT, que es un or-
ganismo público descentralizado del gobierno del estado
de San Luis Potosí, con personalidad jurídica y patrimo-
nios propios111. Es regulado por la Ley Orgánica del Con-
sejo Potosino de Ciencia y Tecnología y por su Reglamen-
to Interno; este período el director general del mismo es
el Doctor José Luis Morán López.
Las funciones s del Consejo son: el apoyo a la investi-
gación científica, tecnológica y de innovación, fomento a
la colaboración interinstitucional, formación de recursos
humanos, divulgación del desarrollo e investigación, ase-
soría a los gobiernos estatal y municipal en el rubro que
les compete y ser un órgano de enlace con las diferentes
instancias equivalentes en el país. Recibe financiamiento
de diversos programas tanto federales como estatales y de
programas internacionales.112
Además gestiona dos tipos diferentes de apoyos: becas
para estudios de posgrado en el extranjero y un progra-
ma para la incorporación de maestros y doctores en la
industria potosina. Ambas convocatorias están dirigidas a
estudiantes y egresados cuyas áreas de acción son especí-
ficamente industriales, de telecomunicaciones, medio
ambientales o biotecnológicas. La única excepción es el
apoyo a personas egresadas de las maestrías que estén
interesadas en hacer sus estudios de doctorado.113 No

111 Consejo Potosino de Ciencia y Tecnología. (2016). ¿Quiénes
somos? en http://www.copocyt.gob. mx/web/el-copocyt/8-
copocyt/73-que-es-copocyt2. html consultado el 10 de Agos-
to de 2016.
112 Ibídem
113 Íbídem

185
existen apoyos específicos a jóvenes científicas o mujeres
aspirantes a maestría o doctorado.
Tampoco existen menciones que regulen asuntos de
género en la Ley Orgánica del Consejo114 ni en su regla-
mento interno115, ambas carecen de perspectiva de géne-
ro y lenguaje incluyente.

El Colegio de San Luis, A. C.

El COLSAN es una institución de investigación en cien-
cias sociales y humanidades, no solamente forma profe-
sionistas, también promociona la divulgación e investiga-
ción científica. El Colegio ha promovido investigaciones y
colaboraciones en las que se incluye la perspectiva de gé-
nero, entre ellas está el proyecto de fortalecimiento insti-
tucional para la prevención de la violencia sexual contra
las mujeres y las niñas para la Sistematización de la expe-
riencia y publicación del modelo de intervención imple-
mentado por el Gobierno del estado de San Luis Poto-
sí:116y el Proyecto para el Fortalecimiento de la Política de
Igualdad de Género en la Secretaría de Educación del
estado de San Luis Potosí.También tiene grupos de traba-

114 Ibídem.
115 Ibídem.
116 El Colegio de San Luis. (2016a). Proyecto de fortalecimien-
to institucional para la prevención de la violencia sexual
contra las mujeres y las niñas en http:// violenciageneroytra-
ta.colsan.edu.mx/ recuperado el 20 de agosto de 2016.

186
jo que se enfocan en Interculturalidad, Educación y Gé-
nero.117
Los reglamentos identificados son el de personal aca-
démico y el reglamento interior de trabajo. En ninguno
de estos documentos se incluye la perspectiva de género,
además de no estar escritos con lenguaje incluyente. La
única excepción es la inclusión del permiso de paternidad
conforme a lo establecido en la Ley Federal del Traba-
jo.118

Instituto Potosino de Investigación Científica y Tecno-
lógica, A.C.

El IPICYT es una institución pública de investigación del
sistema Conacyt en donde se desarrolla la investigación
de ciencias naturales y exactas, también se encarga de
divulgar y generar conocimiento científico, formación de
recursos humanos y desarrollar proyectos y servicios para
los diferentes sectores del estado.119 A este instituto hay
que tomarlo en cuenta para futuro seguimiento ya que al

117 El Colegio de San Luis. (2016b). Proyecto de fortalecimien-
to institucional para la prevención de la violencia sexual
contra las mujeres y las niñas en
http:// www.interculturalidadygenero-colsan.com.mx/v4/ re-
cuperado el 20 de agosto de 2016
118 El Colegio de San Luis. Reglamento Interior de Trabajo.
México: COLSAN, 2013. p.6; El Colegio de San Luis. Re-
glamento del Personal Académico. México: COLSAN, 2001.
Pp.: 1-14.
119 Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. (2016a). Acer-
ca, Misión en http://www.ipicyt.edu.mx/Acerca/ acer-
ca_mision recuperado el 3 de Agosto de 2016.

187
momento de revisar sus normativas, encontramos en más
de una ocasión menciones dirigidas a la promoción de la
igualdad de género.
En el reglamento de funciones del Comité de Ética y
prevención de Conflictos de Interés, se destaca que al
mismo le corresponde fomentar “acciones sobre el respe-
to a los derechos humanos, prevención de la discrimina-
ción e igualdad de género como uno de los principios y
valores contenidos en el Código de Ética, en las Reglas de
Integridad y el Código de Conducta”.120 En su código de
conducta encontramos lenguaje incluyente, además en su
contenido se busca propiciar un ambiente de igualdad, en
el que se reconoce “que la igualdad de género es un prin-
cipio constitucional” 121y es por esto que se procura pro-
mover la participación igualitaria en el ámbito de trabajo,
en comités y al competir por puestos o cargos.
En el código de ética se estipula como uno de sus valo-
res la equidad de género, en el que las y los servidores
públicos deberán garantizar que mujeres y hombres “ac-
cedan con las mismas condiciones, posibilidades y opor-
tunidades a los bienes y servicios públicos; a los progra-
mas y beneficios institucionales, y a los empleos, cargos y
comisiones gubernamentales”.122Además el plan de traba-
jo del Instituto contempla fomentar acciones para la pre-
vención de la discriminación y la igualdad de género por
medio de capacitación especializada para sus integrantes.

120 Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. Reglamento
para el funcionamiento del Comité de Ética y prevención de
Conflictos de Interés. México: IPICYT, 2016b. pp.: 6
121 Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. Código de
Conducta. México: IPICYT, 2016c. p. 12
122 Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. Código de Éti-
ca. México: IPICYT, 2016d. p.: 6.

188
Federación de Mujeres Universitarias Sección San Luis
Potosí

Ahora, aunque no encontraremos a la Federación de Mu-
jeres Universitarias Sección San Luis Potosí (FEMU), en
ninguna sección de la Ley de Ciencia y Tecnología del
Estado, si se hallarán a muchas de sus integrantes en el
IPICYT, en el COPOCYT, en el COLSAN y en la UASLP,
es por esto que mencionaremos brevemente a esta orga-
nización.
La FEMU es de reciente creación, a penasen julio de
2016 se tomó protesta por parte de las mujeres que la
integran. Uno de los principales propósitos de la FEMU
es reflexionar sobre la condición de las mujeres universi-
tarias y unir esfuerzos para mejorar la situación de las
mujeres, no solo universitarias, sino a las niñas, mujeres y
adolescentes en situación de violencia o que sufren condi-
ciones de discriminación.123
La creación de la Federación fue acompañada por la
muestra: “La Lucha de las Mujeres en México” y por el
conversatorio “Los derechos de las mujeres en México:
un diálogo con mujeres académicas”.Por el momento este
esfuerzo colectivo presenta una agenda de trabajo para
2018 y su sitio electrónico proporciona un área en donde
se recopilan diversas fuentes de información en cuanto a
Ciencia, Tecnología y Género, noticias, así como los re-
quisitos de afiliación para pertenecer a la misma.

123 Federación de Mujeres Universitarias Sección San Luis
Potosí. (2016). ¿Quiénes somos y cuáles son nuestros objetivos? en
http://www.femuslp.org/ recuperado el 20 de agosto de
2016.

189
Plan Estatal de Desarrollo 2015 – 2021 y Programa Sec-
torial de Ciencia y Tecnología

El Plan Estatal de Desarrollo (PED) fue desarrollado a
partir de la consulta ciudadana llevada a cabo el último
trimestre de 2015, las principales demandas se centraron
en combate a la pobreza, seguridad pública, salud, desa-
rrollo agropecuario, turismo, empleos y educación. Con
base a esa consulta ciudadana se integraron cinco Ejes
Rectores: 1.San Luis Próspero; 2.San Luis Incluyente;
3.San Luis Sustentable; 4.San Luis Seguro y 5.San Luis
con Buen Gobierno.124 De estos ejes se revisaron los pri-
meros dos, que es donde se incluyen la igualdad de géne-
ro y el desarrollo científico y tecnológico.
La industria manufacturera tiene presencia sólida,
siendo la mayor representante del Producto Interno Bru-
to (PIB) del sector secundario, particularmente la fabrica-
ción de equipo automotriz y autopartes.125 Es así que en
esta entidad la vinculación con diversas instituciones de
educación superior y de investigación, está centrada en el
desarrollo industrial y promoción de las áreas afines a la
industria automotriz.
Un claro ejemplo se da ante la llegada de la empresa
BMW, armadora que ha firmado un acuerdo de colabora-
ción con la Universidad Autónoma de San Luis Potosí
(UASLP), el rector de esta institución ha expresado que se
revisan las bolsas de trabajo que pueden ser afines a los
intereses de dicha empresa, incluso se ha pensado en

124 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Plan
Estatal de Desarrollo 2015-2021. México: COPLADE, 2016b.
125 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología.

190
crear alguna licenciatura o posgrado afín a la industria
automotriz.126 Aunque no es la única institución de educa-
ción que se plantea el integrar a sus planes de estudio
dicha especialización, también el Instituto Tecnológico
Superior de San Luis Potosí (ITSSLP) analiza dicha posi-
bilidad.127
Continuando con el Plan Estatal, se atiende al desarro-
llo científico y tecnológico en el Eje Rector 1: San Luis
Próspero, en su vertiente 1.2 que corresponde al Impulso
del Desarrollo Industrial. La Estrategia A.2 de esta línea
se avoca a la reducción de la brecha tecnológica con el
apoyo de instituciones de investigación, desarrollo e in-
novación.
En síntesis, las líneas de acción tienen como meta crear
redes y vincular a las instituciones de educación superior
y otros centros de investigación con las empresas e insti-
tuciones gubernamentales; así como “fortalecer las capa-
cidades de los actores en este sector y formar recursos
humanos especializados”.128 Sin embargo, en ninguna
línea se retoma la inclusión de la perspectiva de género o
atención a la reducción de brechas de desigualdad entre

126 Universidad Autónoma de San Luis Potosí, BMW Group
firma acuerdo de colaboración con la UASLP en
http://www.uaslp.mx/Paginas/Noticias/2017/mayo/BMW-
Group-firma-acuerdo-de-colaboraci%C3%B3n-con-la-
UASLP.aspx consultado el 12 de julio de 2017
127 Antena San Luis. Instituto Tecnológico Superior pretende
vincularse a la anunciada armadora en
http://antenasanluis.mx/proyectan-una-nueva-carrera-para-
bmw/ consultado el 12 de julio de 2017.
128 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Plan
Estatal de Desarrollo 2015-2021. México: COPLADE, 2016b.
p.18

191
mujeres y hombres que se desenvuelven en las áreas cien-
tíficas y tecnológicas.
Es más bien en el Eje Rector 2: San Luis Incluyente,
en donde las políticas de equidad son una de las vertien-
tes que se especifican en el PED. Con estas políticas se
pretende impulsar acciones orientadas a atender los de-
rechos y las necesidades de grupos en riesgo de vulnera-
bilidad, entre ellos las niñas, adolescentes y mujeres.
En la primera estrategia sobre igualdad social y acceso
a la educación, bienestar y salud; existen líneas de acción
para promover la igualdad de género. De la misma ma-
nera, en la segunda estrategia: acerca de la escolaridad de
las y los jóvenes, una de las líneas de acción atiende el
apoyo financiero y de incentivos a jóvenes investigado-
res/as para proyectos de emprendimiento e innovación
tecnológica.
Finalmente se destaca la Estrategia A.3: Impulsar pro-
gramas dirigidos a promover los derechos y libertades de
las mujeres, en cuyas líneas de acción se atienden temáti-
cas como tolerancia cero a la discriminación y violencia
de género, promoción de la igualdad de oportunidades,
alfabetización de las mujeres, mejorar las condiciones
laborales de las trabajadoras incluyendo financiamiento a
mujeres emprendedoras y promoción de estancias infan-
tiles.129
Ahora vayamos al programa sectorial de Ciencia y
Tecnología, en donde se amplía lo establecido en los ejes
rectores. El programa se desprende directamente del Eje
Rector 1 mencionado anteriormente; este plan se avoca a

129 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Plan
Estatal de Desarrollo 2015-2021. México: COPLADE, 2016c.,
p.90.

192
conectar las áreas de ciencia e investigación con el desa-
rrollo de la industria y el bienestar social. Los retos que se
destacan están relacionados con rubros de Ciencia, Tec-
nología e Innovación (CTI) y la solución de problemas
sociales, articulación de los sectores empresariales, gu-
bernamentales, académicos y sociales, además del aprove-
chamiento de las fuentes internacionales de financiamien-
to.130
Las prioridades y retos del programa sectorial están
enfocados a: la consolidación del Sistema de Investiga-
ción, Innovación, Ciencia y Desarrollo Tecnológico del
estado de San Luis Potosí, incrementar los incentivos es-
tatales a este rubro, promover la innovación y transferen-
cia de tecnología para mejorar la productividad den las
actividades económicas, fomentar la cultura de la innova-
ción en los sectores afines, y finalmente transitar hacia
una sociedad del conocimiento.131
Esta última prioridad es importante, ya que se men-
ciona a lo largo del documento como un ideal de socie-
dad, en donde haya una articulación fuerte entre el esta-
do, las instituciones de educación e investigación y la in-
dustria. Sin embargo a lo largo del Plan, no podemos
identificar claramente cuál es el papel de la (des)igualdad
social y la reducción de brechas de género para lograr
esta sociedad del conocimiento.

130 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología.
131 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Pro-
grama Sectorial de Ciencia y Tecnología, p.13

193
Complementariamente se revisó el Programa Sectorial
de Desarrollo Social con Equidad, 132 en donde la única
mención al desarrollo de las jóvenes científicas se da en el
apoyo y financiamiento a jóvenes investigadores/as, como
se menciona en la línea de acción del Eje Rector 2, del
cual se desprende este programa.
En apariencia, no existe una fuerte vinculación del el
impulso científico y tecnológico con las acciones dirigidas
a mujeres, o a la igualdad de género y por supuesto no
encontraremos líneas orientadas a mejorar las condicio-
nes laborales las mujeres académicas y trabajadoras del
sector. Aunque en las líneas de acción incluyentes se pue-
de observar la promoción de la educación básica y a redu-
cir las brechas primordiales en las cuales las mujeres se
encuentran en desventaja.

Diagnósticos
El Foro Consultivo Científico y Tecnológico (FCCyT) tie-
ne una serie de publicaciones que se encargan de hacer
una radiografía a los estados en cuanto a la situación de
Ciencia y Tecnología. Para el estado de San Luis Potosí se
revisaron los siguientes documentos: Diagnóstico en
Ciencia, Tecnología e Innovación 2004-2011 y su edición
2013, el Ranking de Producción Científica Mexicana
2013 y los Rankings Nacionales de Ciencia, Tecnología e
Innovación en sus ediciones 2011 y 2013.

132 Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. Pro-
grama Sectorial de Desarrollo Social con Equidad. México: CO-
PLADE, 2016d.

194
Diagnóstico en Ciencia, Tecnología e Innovación 2004-
2011

El trabajo engloba la situación del Sistema Estatal de
Ciencia, Tecnología e Innovación del estado de San Luis
Potosí, mostrando indicadores y recomendaciones de
mejora hacia las y los tomadores de decisiones. Los únicos
datos de este diagnóstico diferenciados por sexo, se sin-
tetizan en estadísticas como lo son las delSNI, también
proporciona información sobre las edades y áreas de
desarrollo de investigadoras e investigadores adscritos al
Sistema en los años que abarca el estudio. Si bien, en nú-
mero de investigadores superó al de investigadoras, de
2004 a 2011 el número de investigadoras potosinas se
incrementó tres veces, cuya tasa de crecimiento fue de
14.72%, se ha destacado mayor número de investigadoras
en las áreas de Biotecnología e Ingeniería.133
En 2011, había 57 investigadoras entre 40 y 59 años,
dichas mujeres representan a la mayoría de las potosinas;
después siguen las investigadoras jóvenes de entre 30 y 39
años que son 31 mujeres, y en una menor proporción
están las mujeres de 60 años y más que son solamente
dos.134

133 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. Diagnóstico en
Ciencia, Tecnología e Innovación 2004-2011. México: FCCYT,
2012a. Pp. 19 y 21.
134 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. Diagnóstico en
Ciencia, Tecnología e Innovación 2004-2011. México: FCCYT,
2012a. Pp. 19 y 20.

195
Diagnóstico en Ciencia, Tecnología e Innovación 2013

Este estudio muestra indicadores e información sistemati-
zada en materia de ciencia, tecnología e innovación del
estado de San Luis Potosí, así como aspectos económicos
y sociales.135A diferencia del diagnóstico anterior, este
estudio presenta indicadores relativos al género además
de describir la situación numérica de mujeres y hombres
en el SNI.
Un indicador es el Índice de Desarrollo Relativo al
Género (IDG) que mide la pérdida de logros en el estado
debido a la desigualdad de género, tales como salud, em-
poderamiento y mercado laboral. San Luis se posiciona
en el número 19 a nivel nacional, con un IDG de 0.80,
ligeramente bajo con respecto a la media nacional de
0.82,136esto significa que en la entidad hay mayor de-
sigualdad de género ya que mientras este indicador se
acerque más a cero, la desigualdad disminuirá, por el
contrario si se encuentra en valores cercanos a uno, las
desigualdades se agudizan.
También se presenta el Índice de Potenciación de Gé-
nero (IPG) que mide el grado de participación de las mu-
jeres en decisiones políticas, económicas y acceso a opor-
tunidades profesionales y recursos económicos. San Luis
Potosí tiene un IPG de 0.55 ocupando el lugar 18 a nivel

135 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2016b). Indica-
dores y Diagnósticos en
http://www.foroconsultivo.org.mx/fccyt3/index.php/publicaci
ones/indicadores-estadisticas-y-diagnosticos consultado el 20
de agosto de 2016.
136 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. Diagnóstico en
Ciencia, Tecnología e Innovación 2013. México: FCCYT,
2014b. Pp. 15-44.

196
nacional cuyo IPG es 0.66. El indicador nos señala que
existe una mayor participación de las mujeres en los ám-
bitos descritos, aunque se encuentre por debajo de la me-
dia nacional ya que mientras mas se acerquen los valores
a uno, significa que hay mayor participación equitativa.137
En cuanto al número de investigadoras e investigado-
res adscritos al SNI, en 2013 las mujeres siguen represen-
tando menos de la mitad del total. Aunque desde 2002,
no ha dejado de crecer la plantilla de mujeres. Su tasa de
crecimiento es de 24% en comparación con la tasa de
crecimiento de los hombres que es del 12%.138

Ranking de Producción Científica Mexicana 2011

Este Ranking proporciona indicadores para medir el es-
tado actual de la productividad científica, además sirve
como instrumento de consulta para personas que evalúan
y toman decisiones.139 El documento no contempla indi-
cadores de género en ninguna de sus secciones, a pesar
de ello se mencionarán los indicadores en los que destaca
el estado.
Este conteo está dividido en cuatro sectores: educativo,
salud, gobierno y empresarial. Dos instituciones de San
Luis Potosí son destacadas en el ámbito de educación y
salud: la Universidad Autónoma de San Luis Potosí
(UASLP) y la Secretaría de Salud del estado (SSE).

137 Ibídem.
138 Ibídem.
139 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. Indicadores y
Diagnósticos. México: FCCYT, 2016b.

197
Figura 3. Sector Educativo, Universidad Autónoma de
San Luis Potosí, período 2003-2009

Universidad Autónoma de San
Luis Potosí

IES‬con‬mayor‬número‬de‬citas…
IES con mayor número de citas
IES‬con‬mayor‬producción…
IES‬con‬mayor‬porcentaje‬de…

1 3 5 7 9 11 13 15
Nota Fuente: Foro Consultivo Científico y Tecnológico, 2012a,
p. 13-18.

En la figura 3puede observarse que la UASLP ocupa el
tercer lugar en mayor número de artículos en el primer
cuartil durante el periodo mencionado (45.93 artículos), y
el lugar en donde se posiciona más abajo es el 15°, en
porcentaje de documentos citados (61.62%).

198
Figura 4. Sector Salud, Secretaría de Salud del estado
de San Luis Potosí, período 2003-2009

Secretaría de Salud del Estado
de San Luis Potosí
Instituciones‬del‬Sector‬Salud…
Instituciones‬del‬Sector‬Salud…
Instituciones‬del‬Sector‬Salud…
Instituciones‬del‬Sector‬Salud…
Instituciones‬del‬Sector‬Salud…
0 5 10 15
Nota Fuente: Foro Consultivo Científico y Tecnológico,
2012a,p.19-24.

Lafigura 4 indica que, esta institución de Salud destaca en
los mismos indicadores que la UASLP aunque en diferen-
tes lugares. Obtiene la 5ª posición en mayor número de
citas por documento (9.66 citas), y el lugar más bajo que
se observa es el 15° en la categoría de mayor número de
artículos en el primer cuartil, con 32.89 artículos en el
período de 2003 a 2009.

Ranking Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación
2011

El Ranking funciona como medida comparativa de la
cantidad y calidad de recursos en CTI por estado, posi-
cionándolos en orden progresivo conforme a diez dimen-
siones: inversión para el desarrollo del capital humano;
infraestructura para la investigación; inversión en Ciencia

199
y Tecnología (CyT); Población con estudios profesionales
y posgrado; formadores de recursos humanos; producti-
vidad científica; infraestructura empresarial; TIC; en-
torno económico y social y finalmente componente insti-
tucional.140Aunque el diagnóstico no presenta indicadores
de CTI con perspectiva de género o desglosados por se-
xo, se mostrarán las áreas en donde el estado destaca en
este período.
San Luis Potosí ocupa el lugar 13 del Ranking Nacio-
nal de Ciencia, Tecnología e Innovación y está por debajo
del promedio. Con excepción de las áreas I (Inversión
para el desarrollo del capital humano) y X (Componente
institucional), que están por encima de la media.
El Componente I “Inversión para el desarrollo del
capital humano”, ocupa el tercer lugar a nivel nacional,
para este indicador se tomaron en cuenta las participa-
ciones en el total de posgrados incorporados al Programa
Nacional de Posgrados de Calidad(PNPC) del país en
2010, las becas nacionales vigentes Conacyt por cada
1000 estudiantes de posgrado y la participación total na-
cional de licenciaturas certificadas por el Consejo para la
Acreditación de la Educación Superior (COPAES).141
El área X “Componente institucional”, evalúa si la en-
tidad cuenta con:una Ley de Ciencia y Tecnología, un
Programa de CyT, la Comisión de Ciencia y Tecnología
en el Congreso del estado y la presencia de un Consejo
Estatal de Ciencia y Tecnología. En suma, San Luis cuen-
ta con todos los elementos.

140 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. Ranking Nacio-
nal de Ciencia, Tecnología e Innovación 2011. México:
FCCYT, 2012c. Pp. 11-24.
141 Ibídem.

200
Se identifican tres fortalezas: en 2009 el estado ocupa
el primer lugar nacional en becas nacionales vigentes
Conacyt por cada mil estudiantes de posgrado; el séptimo
lugar nacional en pesos aportados por Conacyt por cada
100 mil pesos del PIB estatal; y también con un séptimo
lugar, el personal docente de profesional técnico por
alumnos en profesional técnico en la entidad.
También destacables son las áreas en donde hay debi-
lidades en la entidad; las áreas II“Infraestructura para
Investigación” y VI “Productividad Científica” se encuen-
tran por debajo de la media nacional.
El área de Infraestructura tomó en cuenta la participa-
ción porcentual en el total nacional de centros de investi-
gación del país, así como la participación porcentual de
escuelas de posgrado, licenciatura universitaria, tecnoló-
gica, profesional tecnológica e institutos tecnológicos.
El componente de Productividad evaluó más elemen-
tos que el resto de las áreas: solicitudes y otorgamiento de
patentes, producción científica por cada diez mil habitan-
tes, registros y solicitudes de modelos de utilidad, además
de solicitudes y registro de diseño industrial.
En el informe se acentúan las áreas en donde puede
haber mayor riesgo y que es en dónde se debe de poner
especial atención: en infraestructura para la investigación
el estado está en el lugar 25; y en la posición 27 está el
personal docente de posgrado por alumnas y alumnos en
este nivel.

201
Ranking Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación
2013

El documento de 2013 es un estudio más elaborado que
retoma las diez dimensiones que su predecesor aunque
con algunas modificaciones para mejorar la concepción
de las áreas; esta vez se agregan variables para represen-
tar a cada entidad por clústers, identificando patrones de
comportamiento en materia de CTI, y se agrega la di-
mensión de Género en la CTI, reconociendo la importan-
cia de la equidad de género para el desarrollo nacional e
internacional.142
De esta manera, las dimensiones quedan agrupadas de
la siguiente manera: formación de recursos humanos,
infraestructura académica y de investigación, inversión en
CTI, personal docente y de investigación, productividad
científica e innovadora, infraestructura empresarial, Tec-
nologías de la Información y Comunicación (TIC), en-
torno económico y social, componente institucional y gé-
nero en la CTI.143
La dimensión nueve, de Género en la CTI evalúa la
participación por género femenino, indicando los niveles
de equidad e igualdad existentes por cada estado. Se con-
sideran cinco indicadores para esta área: becas Conacyt,
matrícula de género en niveles de licenciatura y posgra-
do, participación de género en el SNI ynúmero de legis-

142 Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. Ranking Nacional
de Ciencia, Tecnología e Innovación. Capacidades y oportunidades
de los Sistemas Estatales de CTI. México: FCCYT, 2014a. P.p.:
8-129.
143 Ibídem.

202
ladoras mujeres en la Comisión de CyT en el Congreso
Estatal de la legislatura en curso.144
De manera global, San Luis Potosí ocupa el lugar 16
nacional y el 22 con respecto al resto de los estados en la
dimensión de género en la CTI. La dimensión en la que
obtuvo mejor lugar es la de infraestructura académica y
de investigación, ocupando el cuarto lugar a nivel nacio-
nal. El peor resultado del estado se concentra en el com-
ponente institucional ya que ocupa el lugar 30.145En este
ranking no se cuenta al Distrito Federal ya que se consi-
dera un caso extremo, obteniendo primer lugar en casi
todas las dimensiones.
El estado se agrupa en el clúster B, lo que significa que
la entidad está en capacidades y condiciones medias de
desarrollo social. A pesar de ello, San Luis repunta en la
primera dimensión, especialmente porque presenta altos
porcentajes en Cobertura de Programas de Posgrado de
Calidad.
Relacionado al área de género, se tienen buenos resul-
tados en cuanto a tasa de matrícula de licenciatura y pos-
grado por género en áreas afines a Ciencias Sociales y
Humanidades, ocupando el noveno lugar nacional, en
cambio es un área de especial atención la relación de gé-
nero de investigadores adscritos al SNI, ya que San Luis
ocupa el lugar 26 de la república.146

144 Ibídem.
145 Ibídem.
146 Ibídem.

203
Un caso específico: la Universidad Autónoma de San
Luis Potosí

Hasta el momento se han revisado organizaciones guber-
namentales, normativas, planes y diagnósticos, en donde
encontramos propuestas desarticuladas que poco a poco
van tomando forma para armonizar sus contenidos y con-
cordar con las normativas nacionales e internacionales.
Sin embargo, todavía hace falta preguntarnos, ¿qué tanta
de esta voluntad política se ha visto reflejada en la reali-
dad?, o si en algún momento se tomará en cuenta la si-
tuación de las mujeres en el sistema CyT, no solo en pre-
sencia, sino en participación y repercusiones en la socie-
dad potosina. Quizá en estos momentos no podremos
observarlo a nivel estatal, pero si podemos hacer un pe-
queño diagnóstico de un caso específico, que en magni-
tud es mucho más pequeño que si quisiéramos revisar
todo el estado, nos referimos a la UASLP.
Se elige para este ejercicio a la Universidad Autónoma
de San Luis Potosí ya que es una institución pública que
cuenta con seis campus distribuidos estratégicamente en
el estado, además cuenta con la mayor población estu-
diantil, administrativa y académica a nivel superior. En
2017 la Universidad ofrece un programa de bachillerato
general, una carrera Técnica Superior Universitaria
(TSU), 99 licenciaturas y 89 posgrados, de los cuales 28
son especialidades, 42 son maestrías y 19 son doctora-
dos.147

147Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2017). Folleto
Institucional en
http://www.uaslp.mx/Informes/Documents/2016-2017-
Folleto-Institucional.pdf consultado el 2 de agosto de 2017.

204
Marco Normativo

Para que la institución pueda cumplir con el objetivo de
ser una Universidad de la más alta calidad, se han esta-
blecido lineamientos contenidos en el Plan Institucional
de Desarrollo 2013-2023 (PIDE 2013-2023), en el cual la
perspectiva de género se retoma en sus diferentes seccio-
nes.

Figura 5. Perspectiva de Género en el Plan
Institucional de Desarrollo 2013-2023
de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí
PIDE Política educativa Objetivo 2: d. Impulsar la perspectiva de género
2013- federal PND 2013- Garantizar la
2023 2018 inclusión y la
equidad en el
Sistema Educativo

Política educativa Objetivo 3: d. Establecer la perspectiva de
estatal Fomentar la género como un principio básico de
equidad, ampliando política educativa
Programa sectorial las oportunidades
de educación 2010- de acceso y
2015 permanencia...
Principios de Acción Perspectiva de
Universitaria género

Calidad en la oferta Se promoverá la equidad educativa
Políticas generales educativa al ofrecer igualdad de
oportunidades...así como la
incorporación de los enfoques
intercultural y equidad de género

Nota Fuente: elaboración propia con datos de la Universidad
Autónoma de San Luis Potosí, 2013, p. 35, 38, 187, 207, 228.

Como puede observarse en la figura 5, el PIDE 2013-
2023 retoma las normativas federales y estatales para
impulsar la perspectiva de género en la educación, es por
esto que la incluye como principio de acción universitaria
y dentro de sus políticas generales.

205
Figura 6. Programas institucionales en el PIDE 2013-
2023 de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí
Los programas institucionales, sus objetivos
y las estrategias para su implementación

8. Mejora y aseguramiento
8.7.5 Incorporar y en su caso consilidad la
de la pertinencia y calidad perspectiva de equidad de género...

de los programas educativos

16.2.3 La incorporación de la perspectiva de
género en las funciones institucionales

16.5 Capacitar a las comisiones de planeación y
evaluación en temas de...perspectiva de género

16. Buen gobierno
16.14 Fortalecer la operación del Observatorio
Universitario de Equidad y Género y promover la
formulación de recomendaciones para la
incorporación de la PG en el desarrollo de las
funciones institucionales

16.15 Establecer un plan de trabajo para lograr la
certificación en el Modelo de Equidad de Género
promovido por el INMUJERES

Nota Fuente: elaboración propia con datos de Universidad
Autónoma de San Luis Potosí, 2013, p. 246, 247

En la figura 6 se destacan dos programas institucionales
que incluyen en sus estrategias la perspectiva de género,
son la estrategia número uno “Mejora y aseguramiento de
la pertinencia y calidad de los programas educativos”, y la
16 “Buen gobierno”. A su vez estas estrategias están vin-
culadas al Observatorio Universitario de Equidad y Géne-
ro (OUEG).
El quehacer educativo de esta institución está repre-
sentado por el Modelo Universitario de Formación Inte-

206
gral, en este modelo la UASLP observa dimensiones fun-
damentales, así como competencias profesionales especí-
ficas para todas y todos los estudiantes, independiente-
mente del programa que cursen. También se contemplan
estrategias transversales que atraviesan las estrategias de
innovación educativa; una de las estrategias transversales
es la de Género y Derechos Humanos.148 Ni el PIDE, ni el
Modelo están redactados con lenguaje incluyente, sin
embargo ambos contemplan en sus ejes de funcionamien-
to la perspectiva de género.

Dirección de Fortalecimiento Humano

Las normativas anteriormente señaladas son la espina
dorsal del funcionamiento universitario, fungen como
guías para las diferentes instancias que conforman la ins-
titución, y para poder ser llevadas a cabo no solamente se
instruye a las facultades que las pongan en marcha, la
mayor parte de ellas se apoyan en la Dirección de Forta-
lecimiento Humano (DFH) quien se encarga de asesorar-
las y colaborar con sus integrantes para poder ejecutar
dichas acciones. Aunque existe un antecedente de la
DFH, antes de la inclusión del reconocimiento de la
igualdad de género en el PIDE y en el Modelo, ya se con-
taba con un programa que se vinculó con los campus uni-
versitarios y departamentos administrativos, se trata del

148 Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2016a). Modelo
Educativo en http://www.uaslp.mx/ formaci%C3%B3n-
universitaria/modelo-educativo consultado el 20 de agosto
de 2016.

207
Observatorio Universitario de Equidad y Género
(OUEG).
En la DFHse incorpora el programa del Observatorio
Universitario de Equidad y Género, cuyas funciones prin-
cipales son de investigación, formación y promoción de la
igualdad y equidad de género en el ámbito universitario;
además de colabora con algunos gobiernos estatales como
el mismo estado de San Luis Potosí y el estado de Guana-
juato. También mantiene relación con Organizaciones de
la Sociedad Civil e Instituciones de Educación Superior a
nivel nacional.
Tanto la DFH como las propias entidades académicas
han colaborado y puesto en marcha iniciativas que con-
ciernen a las principales acciones derivadas del PIDE y el
Modelo Universitario de Formación Integral para pro-
mover la igualdad de género,entre éstas iniciativas se des-
tacan las siguientes:

1. Diagnóstico sobre la situación de Mujeres y Hom-
bres en la Universidad, el cuál abarcó al 10% de la
población universitaria entre los años 2011 y
2012.

2. Inclusión de ocho materias con y en Perspectiva
de Género en diferentes Licenciaturas:

2.1 Facultad de Psicología
 Teoría de género: mujeres, filosofía y ciencia
 Competencias Psicosociales para la Resolución
de Conflictos
 Psicología y Género
2.2 Facultad de Contaduría y Administración

208
 Competencias Psicosociales para la Resolución
de Conflictos
 Actualización en perspectiva de género y edu-
cación superior
2.3 Facultad de Ciencias Sociales y Humanidades
 Antropología y Género
2.4 Coordinación Académica Región Huasteca
Sur- Enfermería con Orientación en Obstetri-
cia
 Socioantropología
 Género y Salud

Además de Cursos y Seminarios gestionados por cada
Entidad:

2.5 Facultad de Derecho (Maestría en Derechos
Humanos)
 Seminario Mujeres en la Ciencia
 Transversalización de la Perspectiva de Géne-
ro
2.6 Facultad de Derecho (Licenciatura en Crimi-
nología)
 Curso de Equidad y Género

3. Cursos y Seminarios semestrales dirigidos a Per-
sonal Académico
3.1 Coordinación Académica Región Altiplano
 Seminario de Actualización en Perspectiva de
Género
3.2 Facultad de Ingeniería, Unidad Académica
Multidisciplinaria Zona Huasteca y Unidad
Académica Multidisciplinaria Zona Media

209
 Curso de Sensibilización en Perspectiva de
Género y Educación Superior
3.3 Campus capital y foráneos
 Diplomado: Transversalización de la Perspec-
tiva de Género en la Educación Superior

4. Conformación de la Red de Enlaces Académicos
Universitarios en 20 Facultades y Unidades Aca-
démicas y sus planes de Trabajo semestrales:

5. Investigaciones y apoyo a proyectos de investiga-
ción de estudiantes

6. Campañas permanentes para la promoción de la
igualdad de género y derechos humanos

7. Creación de un Protocolo para prevenir, atender,
intervenir, sancionar y erradicar el acoso y hosti-
gamiento sexual.

8. Colaboración con el personal académico universi-
tario a través de la Comisión Mixta de Género,
gracias a ello se ha llevado a cabo cinco Encuen-
tros Nacionales en los cuales se exponen temas
vinculados a la igualdad de género, derechos hu-
manos, diversidad e inclusión.

9. Creación de una colección especializada en géne-
ro, derechos humanos y diversidad.

La vinculación del OUEG con las diferentes áreas de la
universidad ha incrementado conforme se fortalece el

210
programa, a pesar de ello, se necesita una mayor presen-
cia en temáticas de Ciencia, Tecnología y Género al inte-
rior de la Universidad.

Investigadoras en la UASLP

En 2017, la Universidad cuenta con un total de 844 pro-
fesoras y profesores de Tiempo Completo (PTC), de los
cuales 294 son mujeres y 550 son hombres.149. Incluyendo
a PTC, profesorado de tiempo parcial, posdoctorados y
cátedras, en total 484 personas se encuentran adscritas al
Sistema Nacional de Investigadores, en total son 24 per-
sonas más que en 2016.150 De estas personas 165 son mu-
jeres y 319 son hombres. En las siguientes tablas se mos-
trará información del año 2016, ya que es la última reco-
lección desglosada por sexo, nivel y área de conocimiento
a la que se tuvo acceso.

149 Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2017). Informe
Anual 2016-2017 en
http://www.uaslp.mx/Informes/Documents/Informe-2016-
2017.pdf consultado el 2 de agosto de 2017.
150 Ibídem.

211
Figura 7. Investigadoras e investigadores
de la UASLP por nivel en 2016
180
Personas que integran el

160
140
120
100
80
SNI

60
40
20
0
C I II III
Mujeres 47 87 14 2
Hombres 68 169 41 32
Nota Fuente: Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, 2016.

Lafigura7 muestra como en el nivel I se concentra la ma-
yor parte de la población de mujeres y hombres. En el
nivel C puede verse una brecha de desigualdad menos
pronunciada que en los demás niveles, especialmente en
el último nivel. Solo existen dos mujeres investigadoras
nivel III, en comparación con los 32 investigadores que
ocupan esta área.

212
Figura 8. Investigadoras e investigadores de la UASLP
por área en 2016

100
Personas que integran el SNI

90
80
70
60
50
40
30
20
10
0
IV
I Física, VI
Humani V VII
Matemá II III Biotecn
dades y Sociales Ingenier
ticas y Biología Medicin ología y
Ciencias y ía e
Ciencias y ay Ciencias
de la Económ Industri
de la Química Salud Agropec
Conduct icas al
Tierra uarias
a
Mujeres 19 32 29 18 10 20 22
Hombres 71 34 27 25 28 31 94

Nota Fuente: Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, 2016.

En la figura 8 podemos observar que la mayor desigual-
dad entre mujeres y hombres están en las áreas I y VII.
En cambio hay menos brecha en las áreas II, III y IV; in-
cluso, en el área III de Medicina y Salud, predominan las
investigadoras por una ligera diferencia. Solo dos investi-
gadoras y un investigador incluyen como especialidad la
temática de género.
Los datos proporcionados por el Programa para el
Desarrollo Profesional Docente 151especifican que en la

151 Programa de Desarrollo Profesional Docente. (2016). Cuer-
pos académicos reconocidos por PRODEP en

213
Universidad existen 103 Cuerpos Académicos (CA). Son
44 los CA Consolidados, 33 de ellos están en Consolida-
ción y finalmente 26 están en Formación. En la figura 9
pueden verse representados como porcentajes.

Figura 9. Cuerpos Académicos de la UASLP en 2016
CA consolidados CA en consolidación CA en formación

25%
43%

32%

Nota Fuente: Programa de Desarrollo Profesional Docente,
2016

De estos Cuerpos Académicos, dos integran Líneas de
Generación y Aplicación de Conocimientos con perspec-
tiva de Género. Ambos están en Consolidación y manejan
las temáticas de Género, Comunicación y Culturas Con-
temporáneas.
Como comentario final de esta sección, se reconoce
que la Universidad recientemente ha adoptado estrate-
gias de planeación con y en perspectiva de género, sin
embargo un área de oportunidad es el impulso a las ac-

http://promep.sep.gob.mx/ca1/ consultado el 20 de agosto
de 2016.

214
ciones enfocadas a las investigadoras y acciones encami-
nadas a la promoción de paternidades activas. De igual
manera, como lo demuestra el diagnóstico de fortalezas,
debilidades y retos del PIDE 2013-2023,152la incorpora-
ción de la Perspectiva de Género en las políticas y regla-
mentos es incipiente.

Entrevistas

Complementariamente se realizaron cuatro entrevistas a
personas que están directamente involucradas en la toma
de decisiones y procesos de acción en cuanto a los ámbi-
tos de Ciencia y Tecnología en relación a la perspectiva
de género, ya que nos pueden dar una visión humana de
lo que está en juego al momento de tratar deponer en la
agenda las cuestiones que aquí nos conciernen. Se trata
de dos integrantes del Instituto de las Mujeres del estado
de San Luis Potosí (IMES), una persona que integra la
Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología y
una más de la Comisión de Derechos Humanos, Equidad
y Género. Por cuestiones de privacidad no se incluyen los
nombres de estas personas y tampoco se muestra la trans-
cripción de las entrevistas.

152 Universidad Autónoma de San Luis Potosí. Plan Institucio-
nal de Desarrollo. PIDE 2013-2023. México: UASLP, 2013.
P.p.: 35-247.

215
Instituto de las Mujeres del estado de San Luis Potosí

La primera persona entrevistada se desempeña en el área
de investigación del IMES, comenta que dentro de la
agenda de investigación del Instituto no se encuentra el
seguimiento a las mujeres en la investigación, ni políticas
en materia de ciencia, tecnología y género. Retoma la
importancia de seguir líneas de acción para reducir las
brechas de desigualdad laboral entre mujeres y hombres
que trabajan bajo condiciones diferentes, siendo las inves-
tigadoras parte de esta fuerza laboral. Destacó que
anualmente el Instituto otorga el premio “Mujer Potosina
del Año” con el propósito dereconocer y hacer visibles a
mujeres que a través de su liderazgo en distintas áreas,
han impulsado el desarrollo de la cultura, las ciencias, las
artes o la labor social, entre ellas, mujeres destacadas en
el ámbito científico.
La segunda persona, integrante del área de comunica-
ción, señala que por el momento no existen estudios es-
pecíficos sobre la situación de las mujeres en el ámbito de
la ciencia y la tecnología en el estado, aunque si hay ini-
ciativas para visibilizar a las mujeres científicas a través
del programa de radio del IMES: “Equilibra Radio”. En
las emisiones se han entrevistado a mujeres destacadas
que se encuentran en el ámbito académico y de investiga-
ción de diferentes instituciones de educación superior del
estado.

Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología

La persona integrante de la Comisión entrevistada recal-
có que las acciones que el estado ha encaminado han ad-

216
quirido mayor relevancia en los ámbitos educativos bási-
cos, no en nivel superior. Especifica que el hecho de in-
dagar sobre las mujeres en la ciencia y no encontrar ma-
yor información es una llamada de atención para que la
comisión pueda enfocar la mirada hacia este sector, que
no tiene especial notoriedad en la legislación de la enti-
dad por el momento.
Menciona que dentro de las ocupaciones principales
del estado en las que ella se involucra, está el ámbito de
salud sexual y reproductiva de niñas y adolescentes; ade-
más en la esfera educativa se tiene como prioridad la al-
fabetización de las mujeres y la reducción de la brecha de
género en todas las áreas educativascon mayor atención
en mujeres indígenas o de la región huasteca.

Comisión de Derechos Humanos, Equidad y Género

Finalmente, la persona entrevistada de esta Comisión
tiene una extensa trayectoria en cuestiones de erradica-
ción de la violencia hacia las mujeres y promoción de los
derechos de las mismas. Para ella, las mujeres trabajado-
ras, no solo las investigadoras, son susceptibles de sufrir
discriminación por motivos de género y a tener dobles o
triples jornadas laborales. Señala que es indispensable
seguir con el compromiso de garantizar sus derechos y
también reconocer sus esfuerzos.
Las cuatro personas entrevistadas han coincidido en
que en el estado de San Luis Potosí no se ha pensado en
cuestiones de ciencia, tecnología y género. O más preo-
cupante aún, que hasta ahora no se pensaba en la rela-
ción entre igualdad de género y ciencia, al menos más
allá de las investigadoras y académicas. Aunque también

217
coinciden en que es un tema pendiente y que por supues-
to requiere de atención.

Reflexiones finales
Después de este recorrido exprés por el estado, la inten-
ción final es que se imagine un San Luis en el que, como
en muchos otros estados, pareciera que la inclusión de la
perspectiva de género se maneja a manera de rompeca-
bezas, con acciones por un lado, y propuestas por el otro,
sin poder ver el panorama completo y poder conectarlo.
Y ni qué hablar sobre feminismoy sus líneas de acción, si
difícilmente observamos las palabras género y mujer en
algunas normativas.
Lo que sí quisiera recapitular es lo siguiente, San Luis
Potosí ha estado presente de manera temprana en las
legislaciones de Ciencia y Tecnología en comparación con
otros estados de la república, siempre destacando en las
áreas como la física, química y biología, entre otras. Tam-
bién impulsa de manera importante las tecnologías liga-
das a la industria, y recientemente se proyectarán más
estrategias de vinculación entre las IES y las empresas
establecidas en la entidad. Aunque se observa una brecha
importante en el adelanto de las ciencias humanas, de las
cuales no se hace mención en ningún plan, programa o
ley;si existen instituciones de educación superior que se
encargan de aquellos temas que se enfocan en la conducta
y los procesos sociales, a pesar de no haber mayor interés
por vincular estos temas a la industria u otras áreas que
pueden impulsar el bienestar de la sociedad potosina.
Recalcaremos que aunque haya chispazos de inclusión
y equidad, no hay vinculación con la ciencia, tecnología e

218
innovación; ya sea como formación de capital humano,
investigación con perspectiva de género o políticas educa-
tivas y laborales que favorezcan la armonización laboral,
familiar y personal.
Aunque si existe una punta de flecha que puede empe-
zar a abrir caminos y está presente en las instituciones
educativas y de investigación, en donde podemos ver que
en sus productos y planes ya existe la coyuntura para po-
der regir sus acciones y proyectos con perspectiva de gé-
nero, y así manejarse con igualdad al interior y proyectar-
se al exterior. Por ejemplo, el IPICYT y la UASLP, que
tanto en sus normativas como en sus estrategias ya han
planteado la perspectiva de género, llegando a territorios
en los que anteriormente ni se pensaba siquiera en la in-
fluencia humana, como lo son las ingenierías y las cien-
cias físicas o matemáticas.
Los caminos hacia igualdad de los géneros todavía son
largos y sinuosos de recorrer, y es de esta diversidad de
rutas que no podemos pensar en una sola configuración
de solución a las desigualdades. Encontramos que la falta
de visualización de igualdad de género en la ciencia y la
tecnología, es una llamada de atención, en la que no hay
que quitar el dedo del renglón. Los tópicos aquí descritos
no son ni menos importantes,ni menos urgentes que si-
tuaciones de pobreza o violencia, más bien son temas que
por desgraciavan de la mano, en vocesreclamantes de
muchas mujeres que están o no en la academia.
Se apela al interés y curiosidad de la lectora o lector
que quiera integrar algo más a este escrito: vivencias, so-
luciones o notas que puedan ampliar la visión que aquí se
pretende describir, no como una totalidad, sino como un
proceso en construcción, porque para poder llegar a solu-
ciones adecuadas primero hay que definir bien los pro-

219
blemas, así que esto no es un punto final, es un hasta lue-
go.

Referencias
Antena San Luis. (2014). Instituto Tecnológico Superior pretende
vincularse a la anunciada armadora en
http://antenasanluis.mx/proyectan-una-nueva-carrera-para-
bmw/ consultado el 12 de julio de 2017.
Centro de Análisis para la Investigación en Innovación, A.C.
(2015). Índice Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación
2015. CAIINNO, México. Pp.: 53-54.
Centro de Estudios de Finanzas Públicas. (2016). Presupuesto de
Egresos de la Federación 2016: Recursos Identificados para el es-
tado de San Luis Potosí. CEPF, México. Pp.: 17.
Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología 2015-
2018. (2015). Programa Anual de Trabajo de la Comisión de
Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología 2015-2018. CECCyT,
México. Pp. 4-5.
Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. (2016a).
Programa Sectorial de Ciencia y Tecnología. COPLADE, Méxi-
co. P.p.: 12-28
Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. (2016b).
Plan Estatal de Desarrollo 2015-2021. México. P.p.: 8-11.
Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. (2016c).
Plan Estatal de Desarrollo 2015-2021. COPLADE, México.
P.p.: 90.
Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado. (2016d).
Programa Sectorial de Desarrollo Social con Equidad. COPLA-
DE, México.
Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología. (2016). Padrón de
beneficiarios. Investigadores vigentes en

220
http://conacyt.gob.mx/index.php/eñ-cpmacut/sistema-
nacional-de-investigadores consultado el 6 de agosto de
2016.
Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo
Social. (2014). Anexo estadístico de los entidades 2010-2014 en
http://www.coneval.org.mx/Medicion/MP/Paginas/AE_pobrez
a_2014.aspx consultado el 23 de agosto de 2016.
Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo
Social. (2014). Informe Anual Sobre la Situación de Pobreza y
Rezago Social, San Luis Potosí en
http://www.gob.mx/sedesol/documentos/informe-anual-
sobre-la-situacion-de-pobreza-y-rezago-social consultado el
21 de diciembre de 2015.
Consejo Potosino de Ciencia y Tecnología. (2016). ¿Quiénes
somos? en http://www.copocyt.gob.mx/web/el-copocyt/8-
copocyt/73-que-es-copocyt2.html consultado el 10 de Agosto
de 2016.
El Colegio de San Luis. (2001). Reglamento del Personal Académi-
co. COLSAN, México. Pp.: 1-14.
El Colegio de San Luis. (2013). Reglamento Interior de Trabajo.
COLSAN, México. Pp.: 6.
El Colegio de San Luis. (2016a). Proyecto de fortalecimiento institu-
cional para la prevención de la violencia sexual contra las mujeres
y las niñas en http://violenciageneroytrata.colsan.edu.mx/ re-
cuperado el 20 de agosto de 2016.
El Colegio de San Luis. (2016b). Proyecto de fortalecimiento institu-
cional para la prevención de la violencia sexual contra las mujeres
y las niñas en http://www.interculturalidadygenero-
colsan.com.mx/v4/ recuperado el 20 de agosto de 2016.
Federación de Mujeres Universitarias Sección San Luis Potosí.
(2016). ¿Quiénes somos y cuáles son nuestros objetivos? en
http://www.femuslp.org/ recuperado el 20 de agosto de
2016.
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2012). Diagnóstico en
Ciencia, Tecnología e Innovación 2004-2011. FCCyT, México.
Pp. 19 y 20.

221
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2012a). Ranking de
Producción Científica Mexicana 2011. FCCyT, México. Pp. 13-
24.
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2012b). Ranking
Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación 2011. FCCyT,
México. Pp. 11-14.
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2014a). Ranking
Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación. Capacidades y
oportunidades de los Sistemas Estatales de CTI. FCCyT, México.
P.p.: 44
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2014b). Diagnóstico
en Ciencia, Tecnología e Innovación 2013. FCCyT, México. Pp.
15-44.
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2016a). Marco Insti-
tucional de CTI en San Luis Potosí, en
http://www.foroconsultivo.org.mx/FCCyT3/index.php/marco
-institucional-estatal-de-cti consultado el 15 de agosto de
2016.
Foro Consultivo de Ciencia y Tecnología. (2016b). Indicadores y
Diagnósticos en
http://www.foroconsultivo.org.mx/FCCyT3/index.php/public
aciones/indicadores-estadisticas-y-diagnosticos consultado el
20 de agosto de 2016.
Gobierno del estado de San Luis Potosí. Ley Orgánica del Conse-
jo Potosino de Ciencia y Tecnología. Periódico Oficial del estado
Libre y Soberano de San Luis Potosí, 30 de agosto de 2003,
num. 581, pp. 3.
Gobierno del estado de San Luis Potosí. Ley Orgánica del Poder
Legislativo del estado de San Luis Potosí. Periódico Oficial del
estado Libre y Soberano de San Luis Potosí, 11 de Julio de
2015, num. s/n.
Gobierno del estado de San Luis Potosí. Reglamento Interno del
Consejo Potosino de Ciencia y Tecnología. Periódico Oficial del
estado Libre y Soberano de San Luis Potosí, 4 de febrero de
2006, num. s/n, pp. 3.

222
Gobierno del estado de San Luis Potosí. Ley de Ciencia y Tecnolo-
gía del estado de San Luis Potosí. Periódico Oficial del estado
Libre y Soberano de San Luis Potosí, 19 de Junio de 2012,
pp. 1-7.
Gobierno del estado de San Luis Potosí. Ley de Ciencia y Tecnolo-
gía del estado de San Luis Potosí. Periódico Oficial del estado
Libre y Soberano de San Luis Potosí, 19 de Julio de 2017,
pp. 1-19.
Instituto de las Mujeres del estado de San Luis Potosí. [IMES].
(2016, Agosto 18). Personal del IMES y su titular, Erika Ve-
lázquez, trabajan con funcionariado de la Secretaría de Fi-
nanzas en la incorporación de la perspectiva de género en el
Presupuesto de Egresos 2017 [Actualizado de estado de Fa-
cebook]. Recuperado de https://www.facebook.com/Instituto-
de-las-Mujeres-del-estado-de-San-Luis-Potos%C3%AD-
194628273896617/?fref=ts
Instituto Nacional de geografía y Estadística. (2015a). Panorama
Sociodemográfico de México en
http://cuentame.inegi.org.mx/monografias/informacion/slp/t
erritorio/default.aspx?tema=me&e=24 consultado el 20 de
agosto de 2016.
Instituto Nacional de geografía y Estadística. (2015b). Encuesta
Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) en
http://www.inegi.org.mx/est/contenidos/proyectos/encuestas/
hogares/historicas/enoe_historico/default.aspx consultado el
21 de diciembre de 2015.
Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. (2016). Acerca, Mi-
sión en http://www.ipicyt.edu.mx/Acerca/acerca_mision recu-
perado el 3 de Agosto de 2016.
Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. (2016b). Reglamento
para el funcionamiento del Comité de Ética y prevención de Con-
flictos de Interés. IPICYT, México. pp.: 6.
Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. (2016c). Código de
Conducta. IPICYT, México. pp.: 12.
Instituto Potosino de Ciencia y Tecnología. (2016d). Código de
Ética. IPICYT, México. pp.: 6.

223
LXI Legislatura del estado de San Luis Potosí. (2016a). Comi-
sión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología 2015-2018
en
http://congresosanluis.gob.mx/conocenos/comisiones/comisi
ones-permanentes-17 recuperado el 2 de Agosto de 2016.
LXI Legislatura del estado de San Luis Potosí. (2016b). Comi-
sión de Derechos Humanos, Equidad y Género 2015-2018 en
http://congresosanluis.gob.mx/conocenos/comisiones/comisi
ones-permanentes-4 recuperado el 2 de Agosto de 2016.
LXI Legislatura del estado de San Luis Potosí. (2016c). Iniciati-
va de Ley para Reformar el Artículo 108 de la Ley Orgánica del
Poder Legislativo del estado de San Luis Potosí. LXI LESLP,
México.
Olvera, Carolina. (2015). Mujeres en el Sistema Nacional de Inves-
tigadores de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí: su acce-
so, permanencia y promoción (Tesis de Maestría) FLACSO, Mé-
xico. Pp. 76.
Programa de Desarrollo Profesional Docente. (2016). Cuerpos
académicos reconocidos por PRODEP en
http://promep.sep.gob.mx/ca1/ consultado el 20 de agosto
de 2016.
Sistema Integrado de Información sobre Investigación Científi-
ca y Tecnológica. (2016). Registro Nacional de Instituciones y
Empresas Científicas y Tecnológicas en
http://www.gob.mx/conacyt/acciones-y-programas/reniecyt-
registro-nacional-de-instituciones-y-empresas-cientificas-y-
tecnologicas consultado el 18 de agosto de 2016.
Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2013). Plan Institu-
cional de Desarrollo. PIDE 2013-2023. UASLP, San Luis Poto-
sí. P.p.: 35-247.
Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2016). Modelo Edu-
cativo en http://www.uaslp.mx/formaci%C3%B3n-
universitaria/modelo-educativo consultado el 20 de agosto
de 2016.
Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2016). Observatorio
Universitario de Equidad y Género en

224
http://www.uaslp.mx/DireccionFortalecimientoHumano
consultado el 24 de agosto de 2016.
Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2017). Folleto Insti-
tucional en http://www.uaslp.mx/Informes/Documents/2016-
2017-Folleto-Institucional.pdf consultado el 2 de agosto de
2017.
Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2017). Informe
Anual 2016-2017 en
http://www.uaslp.mx/Informes/Documents/Informe-2016-
2017.pdf consultado el 2 de agosto de 2017.
Universidad Autónoma de San Luis Potosí. (2017). BMW Group
firma acuerdo de colaboración con la UASLP en
http://www.uaslp.mx/Paginas/Noticias/2017/mayo/BMW-
Group-firma-acuerdo-de-colaboraci%C3%B3n-con-la-
UASLP.aspx consultado el 12 de julio de 2017

225
226
Género, ciencia y tecnología en las políticas
públicas mexicanas, de Patricia García Gue-
vara y María Elena Ramos Tovar, terminó
de imprimirse en diciembre de 2017, en
los talleres de Serna Impresos, S.A. de C.V.
En su composición se utilizaron los tipos
NewBskvll BT 8, 9, 10, 12, 13, 14, 15 y 48.
El cuidado de la edición estuvo a cargo de
Nohemí Zavala. Formato interior y diseño
de portada de Claudio Tamez.

227
228
229
230
231
232

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful