Está en la página 1de 27
FACULTAD DE DERECHO Y CIENCIA POLÍTICA ESCUELA PROFESIONAL DE DERECHO CURSO : CICLO : TURNO
FACULTAD DE DERECHO Y CIENCIA POLÍTICA
ESCUELA PROFESIONAL DE DERECHO
CURSO
:
CICLO
:
TURNO
:
CRIMINOLOGIA Y CRIMINALISTICA
VIII
NOCHE
GRUPO
:
08
TEMA
:
DOCENTE
:
ALUMNOS
:
ANTROPOLOGIA FORENSE Y ESTOMATOLOGIA FORENSE
DR. JORGE SALVADOR CUEVA DEZA
GARCIA MAGUIÑA FREDY
HUARAZ - 4 - DICIEMBRE - 2017

DEDICATORIA

EL PRESENTE TRABAJO LO DEDICAMOS EN PRIMER LUGAR A DIOS POR

HABERNOS PERMITIDO LLEGAR HASTA ESTE PUNTO Y HABERNOS DADO

SALUD, SER EL MANANTIAL DE VIDA Y DARNOS LO NECESARIO PARA

SEGUIR

ADELANTE

DÍA

A

DÍA

PARA

LOGRAR

NUESTROS

OBJETIVOS,

ADEMÁS DE SU INFINITA BONDAD Y AMOR.

EL GRUPO

INTRODUCCION

La Antropología Forense es el estudio de asuntos médico-legales relacionados con una

persona fallecida, por medio de la examinación y el estudio de los restos del esqueleto para,

entre otras cosas, tratar de determinar la identidad de la persona, la forma y las causas de su

muerte.

En el Perú existe dos instituciones que se ocupan del desarrollo de esta ciencia, de un lado

está el Equipo Peruano de Antropología Forense, que es una institución particular y, de otro

lado, el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses del Ministerio Público, que es una

institución Pública.

La Estomatologia forense, es la rama de la odontología que se encarga del estudio de las

piezas dentales, con fines identificativos de personas vivas y cadáveres. Auxilia con sus

especiales conocimientos odontológicos a diversas ramas del Derecho.

Es el propósito en este trabajo presentar un conjunto de métodos particulares de la

Estomatología Forense apropiados para la identificación de cadáveres en situaciones de

desastres y la posibilidad de selección de acuerdo con los requerimientos de la información

disponible.

I.

MARCO TEORICO

1.1. ANTROPOLOGIA FORENSE

El estudio antropológico forense es la evaluación que se hace de segmentos corporales, osamentas

y fragmentos óseos con el objeto de determinar, hasta donde es factible: especie, raza, sexo, edad,

talla, causal de la muerte, data de la muerte u otras particularidades que sean de interés forense y

motivo de la remisión de la muestra.

1.1.1.

LA ANTROPOLOGÍA FORENSE EN EL PERÚ

1.1.1.1.

EL EQUIPO PERUANO DE ANTROPOLOGÍA FORENSE (EPAF)

El Equipo Peruano de Antropología forense (EPAF) es una asociación civil dedicada a la búsqueda

de personas desaparecidas y el empoderamiento psicosocial y socioeconómico de sus familias para

la superación de las secuelas de la violencia en contextos de conflicto y post-conflicto.

Para el logro de sus objetivos, EPAF cuenta con cuatro áreas de trabajo: Investigación, Memoria,

Capacitación, Desarrollo.

Fundado por antropólogos peruanos que forman parte del equipo forense multinacional del

Tribunal Penal Internacional para la ex Yugoslavia, el Equipo Peruano de Antropología Forense

EPAF aplica estándares internacionales de investigación forense desarrollados en el Tribunal para

liderar la búsqueda de las 15,000 víctimas de desaparición forzada como resultado del conflicto

armado interno que tomó lugar en Perú entre los años 1980-2000. Su campo de trabajo, juntamente

con su activismo en defensa de los familiares de las víctimas, ha expuesto los abusos cometidos

durante el conflicto y ha ayudado a romper con la cultura de silencio que en algún momento

garantizó la impunidad para los perpetradores de dichas atrocidades.

1.2.

EL

INSTITUTO

DE

MINISTERIO PÚBLICO.

MEDICINA

LEGAL

Y

CIENCIAS

FORENSES

DEL

La antropología forense en el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses del Ministerio

Público tiene sus orígenes en el año 1993 cuando un profesor y 9 alumnos de la Universidad

Nacional Enrique Guzmán y Valle (La Cantuta) sufrieron desaparición forzada y posteriormente

sus restos fueron encontrados carbonizados y calcinados por lo cual se requirió los servicios de

antropólogos entrenados en el análisis de restos humanos. En 1994 entra en funcionamiento el

Servicio de Antropología Forense contando en ese entonces con un solo profesional quien

realizaba el análisis de restos humanos provenientes del ámbito nacional. A partir del año 2002 se

amplía el número de antropólogos incorporándose al mismo tiempo un arqueólogo.

1.4. VALOR CRIMINALÍSTICO

En catástrofes vehiculares, accidentes aéreos, derrumbes, muertes masivas, exhumaciones,

hallazgos de cadáveres no identificados y fragmentos óseos, el estudio antropológico alcanza gran

valor, principalmente identificatorio

y también

determinante de la causal

confirmando o descartando presuntas posibilidades.

de la muerte,

El estudio de un cráneo nos permite diagnósticos de: raza, sexo, edad aproximada. Suele

ser valioso complemento el examen odontológico.

El examen de una pelvis es útil para determinar el sexo y la edad.

El estudio de huesos largos, particularmente de las extremidades, es de gran aporte para

pronunciarse sobre la talla.

El estudio de osamentas con fracturas que no tengan antigüedad importante puede permitir

señalar si las lesiones fueron pre o post mortem.

Asimismo, ante el hallazgo de múltiples restos óseos, el estudio antropológico forense, puede

inclusive determinar que no corresponden a la especie humana, con lo que se descartaría la

posibilidad de un acto delictivo.

1.5. METODOLOGÍA DE ESTUDIO

ESTUDIO ANTROPOLÓGICO FORENSE EN EL EXTERIOR

En los casos en que el perito de Antropología Forense participe del levantamiento de los

restos en el lugar del hallazgo deberá considerar las siguientes apreciaciones:

Características ambientales y climáticas del lugar del hallazgo.

Características de la superficie del terreno y del estado en que se encuentra.

Profundidad, ubicación y distribución de los restos óseos en el lugar del hallazgo.

Delimitación

del

convenientemente.

área

en

cuadrantes,

Perennización de los hallazgos in situ.

numerándose

y

orientándose

Descripción de los elementos óseos indicando su correspondencia anatómica

regional y la presencia de lesiones de interés médico forense o identificatorio.

Descripción minuciosa de los elementos adjuntos a los restos en estudio

(medallas, aros, proyectiles, prendas de vestir, etc.)

Coordinar con las autoridades judiciales que participan para la posterior remisión

de los restos o muestras autorizadas hacia el Laboratorio de Criminalística para

su estudio.

1.6. ESTUDIO ANTROPOLÓGICO FORENSE EN EL LABORATORIO

La labor Antropológica Forense permite complementar y continuar con el estudio de los

restos óseos y muestras obtenidas luego de su extracción in situ, o aun cuando no se ha

participado de tal diligencia en los casos en que éstas se remiten de provincias, caso en el

cual debe remitirse información relacionada con las características del lugar del hallazgo,

así como de las apreciaciones señaladas en el acápite anterior. El documento solicitante del

examen debe pues consignar el objetivo del examen, datos sobre el terreno o circunstancias

conocidas, así como incluir información que permita investigar de modo comparativo la

identidad probable de los cadáveres, cuando se disponga de ello.

Es procedente para complementar y verificar un estudio hecho en el exterior, en el lugar

de hallazgo de los restos o también cuando no habiéndose realizado un estudio "in situ" los

restos son enviados desde Lima o provincias. El oficio solicitando el examen debe

consignar: objetivo del examen y datos sobre el terreno o circunstancias conocidas de

utilidad para el perito.

Los peritos deberán estimar:

Descripción general de la muestra

Embalaje

Cubiertas y vestimentas.

Muestra propiamente dicha.

Magnitud de los restos; osamentas completas o parciales.

Multiplicidad de restos y agrupación inicial.

Apreciación de características no humanas.

Estadio post mortem y de acción de agentes externos.

Presencia de cabellos o de partes blandas, etc.

Elementos anexos: tierra, arena, fibras, carbón, fauna cadavérica, etc.

1.7.

CONSIDERACIONES DE ANTROPOLOGÍA FORENSE

1.7.1. RESPECTO A LA ESPECIE:

Comprende el estudio osteológico comparativo y anatómico de los fragmentos o elementos óseos

en estudio a fin de señalar características que compatibilicen con la especie humana o no. Cuando

las características o tamaño de la muestra no lo permitan se dispone de una variedad de métodos de

ayuda:

I. ÍNDICE MEDULAR (IM)

Consiste en la relación entre el diámetro mínimo del canal medular y el diámetro mínimo diafisario

siendo esta menor en el humano que en los animales.

II.

MÉTODO HISTOLÓGICO

Evaluación del patrón estructural observado microscópicamente.

Número de Conductos de Havers por milímetro cuadrado; siendo menor en el

humano que en los animales.

III.

MÉTODO INMUNOLÓGICO

En la especie humana es positiva la prueba de especificidad con el Suero Antihumano, utilizando

polvo óseo o adherencias orgánicas al mismo.

1.7.2. RESPECTO A LA RAZA:

Requiere para su determinación el contar con el cráneo completo y bien preservado. En nuestro

medio, considerando el carácter multirracial y mestizaje, ésta determinación ha devenido en una

consideración de menor utilidad y especificidad.

No obstante, a continuación, se consideran características morfológicas de tres grupos raciales.

1.7.3.

MORFOLOGÍA EXTERNA Y RAZA

1.7.3. MORFOLOGÍA EXTERNA Y RAZA Se dispone de una serie de determinaciones o indicadores de la

Se dispone de una serie de determinaciones o indicadores de la tendencia de la forma anatómica

del cráneo, cara, etc., los cuales se llevan a cabo a través de la medición de una serie de diámetros

determinados. Así tenemos:

A. ÍNDICE CEFÁLICO HORIZONTAL (IC)

- En negros predomina el cráneo dolicocéfalo (oval y alargado).

- En blancos el cráneo braquicéfalo (redondeado y corto).

- En amarillos el cráneo mesaticéfalo (promedio).

El IC es:

El IC es: B. ÍNDICE VERTICAL (IV) - En negros cráneo Hipsicéfalo, corto. - En blancos

B. ÍNDICE VERTICAL (IV)

- En negros cráneo Hipsicéfalo, corto.

- En blancos cráneo Ortocéfalo, medio.

- En amarillos cráneo platicéfalo, bajo.

- El IV es:

- En amarillos cráneo platicéfalo, bajo. - El IV es: C. ÍNDICE DE ANCHURA O TRANSVERSO

C. ÍNDICE DE ANCHURA O TRANSVERSO VERTICAL(IA)

En blancos de Europa Nórdica y negros cráneo estenocéfalo, estrecho.

En blancos cráneo tapinocéfalo, ancho.

En amarillos cráneo metriocéfalo, medio.

El IA es:

En amarillos cráneo metriocéfalo, medio. • El IA es: D. ÍNDICE FACIAL SUPERIOR (IFS) - En

D. ÍNDICE FACIAL SUPERIOR (IFS)

- En blancos cráneo dólicofacial, cara alta y estrecha.

- En negros cráneo mesatifacial, cara media.

- En amarillos y mongoloide cráneo braquifacial, cara baja y ancha.

- El IFS es:

Altura naso - alveolar x 100

Diámetro bicigomático

E. ÍNDICE NASAL (IN)

- En blancos nariz leptorrínica, larga y estrecha.

- En negros nariz platirrínica, plana y corta.

- En amarillos nariz mesorrínica, medio.

- El IN es:

corta. - En amarillos nariz mesorrínica, medio. - El IN es: F. PERFIL FACIAL SUPERIOR (PFS)

F.

PERFIL FACIAL SUPERIOR (PFS)

En blancos, perfil de la cara ortognato.

En negros, perfil prognato.

En amarillos, perfil mesognato.

El PFS está dado por el ángulo que forma la línea nasión-prostión con el plano horizontal

de Broca o Alveolo-Condíleo.

1.7.4.

RESPECTO AL SEXO

La pelvis, el cráneo, el fémur y el esternón resultan útiles para el estudio diferencial del sexo.

La pubertad es la fase que imprime los caracteres distintivos sobre todo en el hueso ilíaco de

manera que antes de ésta etapa no son manifiestos o claramente evidentes. Para estimar esta

determinación el perito estudia los siguientes aspectos:

CRANEO DE FETO QUE MUESTRA SUTURAS A NIVEL FRONTAL E INTERPARIETAL. MORFOLOGÍA DE LA PELVIS

CRANEO DE FETO QUE MUESTRA SUTURAS A NIVEL FRONTAL E INTERPARIETAL.

MORFOLOGÍA DE LA PELVIS ÓSEA Y SEXO

CRANEO DE FETO QUE MUESTRA SUTURAS A NIVEL FRONTAL E INTERPARIETAL. MORFOLOGÍA DE LA PELVIS ÓSEA

1.

ÍNDICE DE LA GRAN ESCOTADURA CIÁTICA

En el sexo masculino es de 4-5. En el femenino es de 5-6. Se obtiene así:

es de 4-5. En el femenino es de 5-6. Se obtiene así: 2. ÍNDICE ISQUIO PÚBICO

2. ÍNDICE ISQUIO PÚBICO

es de 4-5. En el femenino es de 5-6. Se obtiene así: 2. ÍNDICE ISQUIO PÚBICO

MORFOLOGÍA EXTERNA DEL CRÁNEO Y SEXO

es de 4-5. En el femenino es de 5-6. Se obtiene así: 2. ÍNDICE ISQUIO PÚBICO

MORFOLOGÍA DEL FÉMUR

En términos generales, los huesos largos como el fémur son más grandes y con acentuadas

rugosidades, por las inserciones musculares en la osamenta masculina, que en la femenina.

musculares en la osamenta masculina, que en la femenina. MORFOLOGÍA DEL ESTERNÓN En el sexo masculino,

MORFOLOGÍA DEL ESTERNÓN

En el sexo masculino, el cuerpo del esternón es a menudo, el doble en longitud en relación a la del

manubrio.

1.7.5. RESPECTO A LA TALLA

En razón de existir una constante correlación entre la longitud total corporal (talla) y la de sus

huesos largos, es que éstos, así denominados por la longitud que poseen por formar parte de los

miembros, representan elementos útiles para estimar la talla aproximada del individuo o esqueleto

en estudio. Debe considerarse como factores de error para esta determinación, a las posibles

asimetrías óseas (es común la asimetría de miembros inferiores), y variaciones propias de la raza

y del sexo.

Los huesos largos incluyen al fémur, tibia, peroné, húmero, cúbito y radio, cuyas longitudes son

medidas mediante el Tallímetro de Broca.

1.7.6.

RESPECTO A LA EDAD

En niños y en adolescentes, las erupciones dentarias y las uniones epifisiarias resultan útiles. En

los adultos son de valiosa ayuda el cierre o soldadura epifisiarias, los cambios en la sínfisis

pubiana y la soldadura de las suturas craneanas.

1.8. ESTUDIO DE LAS PIEZAS DENTARIAS

CAMBIOS DE LA SÍNFISIS PUBIANA

Entre los 18 a los 50 años, los cambios de la superficie pubiana en su cara sinfisiaria son

característicos.

18años: Crestas transversales u onduladas

26 años: Relieve de las crestas atenuado, borde posterior limpio.

45 años: Superficie excavada, contorno elevado de las cejas.

50

años:

Superficie

acortada

destrucción de los bordes.

por erosión secundaria,

alteración

de

los

contornos,

1.8.1. ESTRUCTURA ÓSEA INTERNA Y MICROSCÓPICA

A

la edad de 20 años, la estructura o arquitectura interna del hueso es densa o compacta; a los 35

es

retículo esponjoso; a los 46 es areolar, hay discontinuidad de las trabéculas y progresión del

conducto medular hacia la epífisis; a los 57 años es cavitaria con desaparición de las trabéculas e

invasión de la epífisis por el conducto medular.

Ha sido publicado un estudio microscópico de los sistemas de Havers, consiste en la medición del

número de osteones de un campo microscópico, obteniendo la cifra media de láminas por osteón

y determinando el diámetro medio del conducto de Havers. Luego estas mediciones son

comparadas con las tablas respectivas estimándose así la edad, no habiéndose apreciado

diferencias raciales ni de sexo.

1.8.2.

OSIFICACIÓN DEL ESTERNÓN

A la edad de 23 años, el esternón está constituido por 4 piezas; a los 30 por 3 piezas; a los 40 la

osificación es completa; y a los 57 años se presenta la osificación del cartílago esterno clavicular.

1.8.3. CAMBIOS DEGENERATIVOS ÓSEOS

A los 40 años de edad se evidencia en las superficies articulares cambios, como pérdida de tejido

o exoformaciones, observándose labios o rebordes en el margen de las articulaciones.

Los discos invertebrales se adelgazan y se osifican, las vértebras se sueldan más o menos

completamente, el tejido se aligera aplastándose los cuerpos vertebrales y ensanchándose las caras

superior e inferior.

1.9. EDAD FETAL

En los restos fetales, la edad se determina con las longitudes céfalo - rabadilla y céfalo - talón, con

las longitudes de los huesos largos o determinando los puntos de osificación.

1.9.1. SOLICITUD DE ESTUDIO ANTROPOLÓGICO FORENSE

El oficio con el que se solicita el dictamen pericial debe consignar la finalidad del examen,

identificatorio y/o esclarecedor de la muerte; asimismo una información sobre el número y tipo de

muestra remitidas, lugar de hallazgo, presunción identificatoria, posible causal de la muerte,

características ambientales y del terreno donde se halló las muestras, presuntas circunstancias que

rodearon a la muerte y todo aquel dato que pueda ser útil al perito.

2. LA ESTOMATOLOGÍA FORENSE

La estomatología forense es también conocida como odontología forense o estomatología legal,

aunque él termina más adecuado es el de estomatología forense pues esta rama no solo se dedica

a estudiar los dientes, sino, el aparato estomatognático como tal. La estomatología forense es la

disciplina que utiliza todos sus conocimientos del aparato estomatognático para un correcto

manejo valoración y presentación de pruebas buco dentales para interés de la justicia. Además,

colabora con la criminalística en la investigación y comprobación de ciertos delitos mediante la

identificación del culpable y la aportación de datos valiosos para el juicio. También constituye un

lazo de unión con la medicina legal, la antropología forense y con el derecho, al aportar

conocimientos muy valiosos para:

Establecer la identidad de los sujetos que han perdido esta por circunstancias de su muerte.

aclarar problemas legales relacionados con el estomatólogo

Los campos donde generalmente se desarrolla el estomatólogo forense son:

El servicio médico forense. Donde el estomatólogo es requerido para la identificación de cadáveres

los cuales ingresan como desconocidos, y se les conoce, o son llamados, perito odontólogo forense

o legal.

A continuación, describimos algunas nociones de odontología que son importantes en esta área y

son:

2.1. ANATOMIA DENTAL

Las dos partes principales de diente son la corona, que es la porción visible en la cavidad bucal, y

la raíz, que es la porción incluida en el proceso alveolar. La porción cervical es el limite anatómico

fijo que marca la unión de la raíz con la corona.

Los elementos calcificados del diente son la dentina, que constituye la estructura fundamental de

la corona y de la raíz; el esmalte, que es el tejido ams resistente del organismo y el cual recubre la

corona; el cemento, que reviste la raíz.

2.2. CLASIFICACIÓN DE LOS DIENTES.

De acuerdo con la forma de la corona, los dientes se clasifican en cuatro grupos; incisivos, caninos,

premolares y molares.

Incisivos: están situados en la parte anterior de la boca. Tienen un borde incisal y un

cíngulo, sus funciones son de carácter estético y fonético, además de incidir los alimentos,

hay cuatro de ellos en cada maxila.

Caninos. Son dientes largos y fuertes, su corona tiene una eminencia cuspídea que divide

el borde incisal en dos brazos. Los caninos desgarran los alimentos y contribuyen a la

estética, hay dos en cada maxila.

Premolares. Denominados tambien bicúspides, tienen dos o más cúspides, su superficie

especializada para la trituración de los alimentos se llama superficie oclusal, en cada

maxilar hay cuatro premolares.

Molares. Tienen tres o más cúspides, y más de dos raíces, su superficie oclusal es más

especializada que la de los premolares, puesto que comprimen y trituran los alimentos, son

las piezas dentarias de mayor tamaño, hay seis en cada maxila.

2.3.

DENTICIÓN

En el ser humano hay dos denticiones: la permanente y la temporal, decidua o primaria. El adulto

cuanta con 32 dientes permanentes que se disponen simétricamente en ocho pares opuestos en el

maxilar superior, y ocho en el maxilar inferior.

Los dientes temporales, son veinte, preceden a los incisivos, caninos, premolares permanentes en

desarrollo y erupción, y son reemplazados por ellos entre los seis y catorce años.

Esta dentición temporal consiste en cinco dientes en cada cuadrante, incisivo central, incisivo

lateral, canino, primer molar y segundo molar. Respecto de los dientes permanentes los temporales

son más pequeños, más blancos y tienen una acentuada constricción en la unión de la corona con

la raíz.

La dentición temporal se extiende desde la erupción del primer diente, a los seis meses de edad,

hasta la erupción del último diente temporal, que ocurre a los dos o tres años.

Entre los seis y catorce años hay piezas permanentes y temporales, y debido a esta condición este

periodo se denomina de dentición mixta.

La dentición permanente propiamente dicha se encuentra a partir de los catorce años.

2.4. SUPERFICIE DEL DIENTE

Todas las coronas tienen cuatro superficies verticales:

1. facial o vestibular. en los premolares molares, y labial en los incisivos y caninos,

superficie que mira hacia las mejillas y los labios, respectivamente.

2. lingual, hacia la lengua, o palatino hacia el paladar.

3. mesial. Hacia la línea media de la boca.

4. distal. Que se aleja de la línea media.

En los premolares y molares hay una quinta superficie llamada oclusal, la cual está en el ángulo

recto con las otras superficies y se pone en contacto con los dientes del maxilar opuesto. Las

superficies facial y lingual de los incisivos y caninos tienen un borde cortante o incisal.

2.5. DISPOSICIÓN DE LOS DIENTES.

Dos términos designan la relación entre los dientes, alineamiento y oclusión. Alineamiento. Es la

disposición de los dientes en un maxilar, en forma de semielipse. Oclusión. Es la interdigitación o

relación entre los dientes superiores y los dientes inferiores, cuando los maxilares se ponen en

contacto. la oclusión es fisiológica cuando hay relación de cúspides y fosas sin interferencias, lo

que permite el deslizamiento suave de lateralidad y el cierre de los maxilares.

2.6.

DESARROLLO Y ERUPCIÓN DE LOS DIENTES

El desarrollo del diente se inicia con el germen dentario en el hueso alveolar, que da forma a la

corona. En los confines de este germen se lleva a cabo la aposición y calcificación del esmalte y

la dentina, y la corona queda completamente calcificada y formada antes que se produzcan

cambios de posición.

La formación de la raíz es posterior a ese proceso. Como la raíz va a ser más larga que la corona,

está es erupcionada a través del hueso y, finalmente, emerge a la cavidad bucal. La raíz se completa

después de que el diente está en oclusión funcional plena.

Durante la erupción de un diente permanente, las raíces suprayacentes del diente temporal sufren

resorción y la corona de éste cae al quedar sin soporte.

Enseguida se describirán las técnicas de identificación estomatológica forense.

2.7. EXAMEN EN INDIVIDUO VIVO

El examen en el individuo vivo consta de una parte intraoral y extraoral. El primero comprende el

tamaño de las características morfológicas, la forma y el grado de atrición de los dientes, más el

tamaño, posición y grado de cualquier posible lesión; existencia y grado de caries, y ausencia de

piezas o anomalías dentarias. Además, son importantes la forma del arco dentario, el tipo de

oclusión, la naturaleza de los depósitos calculosos dentarios y las propiedades de a saliva.

El examen extraoral se centra especialmente en el daño que los dientes causan en sustancias, signos

éstos de que pueden usarse como pruebas judiciales. En estos casos, se anota la posición, grado,

forma y tamaño de la marca dentaria; y los caracteres, número y disposición de los dientes que la

produjeron.

Si

las

marcas

se

encuentran

en

tejidos

humanos,

deben

de

fotografiarse

inmediatamente después de su descubrimiento, a fin de evitar la distorsión y el cambio de color.

Conviene tambien hacer esquemas y tomar impresiones en materiales plásticos.

2.8.

EXAMEN DEL INDIVIDUO MUERTO

En el examen de un cadáver es esencial comprobar si hay marcas de dientes o mordeduras. En

esos casos de muerte violenta, si la identidad del cadáver es desconocida o está reducido a

esqueleto la identificación del individuo es uno de los primeros puntos que deben ser aclarados.

2.9. IDENTIFICACIÓN DE UN ESQUELETO DESCONOCIDO

Además de la información disponible acerca del aspecto general del esqueleto, el tamaño del

cráneo, características sexuales, suturas craneales, longitud de las extremidades, condición de las

articulaciones, y tamaño y forma de la pelvis; la inspección de los dientes, sus obturaciones y

restauraciones protésicas proporcionan información valiosa para la identificación cadavérica.

3. AUTOPSIA ORAL

La autopsia oral es una técnica quirúrgica que realiza el estomatólogo forense para facilitar el

estudio bucodental en determinado tipo de cadáveres que requieren identificación.

3.1. DIAGNOSTICO DE ESPECIE

los dientes y los huesos se utilizan para establecer el diagnóstico diferencial entre restos humanos

y animales mediante el examen morfológico.

3.2. DIAGNOSTICO DE RAZA

En la raíz amarilla, a la superficie lingual de los incisivos superiores tienen forma de pala y es

plana en la razas blancas y negra, la superficie oclusal del primer molar inferior es de forma

mamelonada en las razas blancas y amarilla, mientras que en la raza negra es estrellada.

3.3. DIAGNOSTICO DE EDAD

Los dientes desempeñan un papel importante en la determinación de la edad de un esqueleto o de

un cadáver en estado de putrefacción, y aun en personas vivas, y consta de el periodo de erupción

de los dientes temporales y periodo de erupción de dientes permanentes, desarrollo de la raíz,

cambios biológicos en los dientes como atrición, dureza de los dientes permanentes, estructura de

del conducto radicular y elasticidad del diente.

3.4. DIAGNOSTICO DE SEXO

Mediante procedimientos estadísticos en los que se incluye la cantidad adecuada de muestras, se

han podido establecer diferencias sexuales en determinados grupos de dientes esto no significa

que por medio del examen de un solo diente suelto pueda establecerse el sexo de un cadáver, son

muy útiles los caninos para determinar el sexo de un individuo debido a su longitud

3.5. IDENTIFICACIÓN DE DIENTES AISLADOS

En ocasiones, un diente puede desprenderse y ser hallado aislado, en esta situación identificarlo

no es de ayuda o valor pericial.

3.6. FOTOGRAFIA BUCODENTAL

La técnica fotográfica se ha aplicado en la criminalística y en la medicina forense con gran éxito;

se considera indispensable para la determinación del lugar de los hechos, registro de huellas

dactilares latentes y fotografías de lesiones. En la identificación estomatológica es también básica

para un mejor registro, ya que al aplicar sus técnicas es posible captar detalles que a simple vista

resultarían

inadvertidas

en

el

momento

del

estudio.

Es

fundamental

que

toda

ficha

de

identificación, de un sujeto vivo o cadáver, incluya la fotografía bucodental.

3.7.

QUEILOSCOPIA

La queiloscopía es el estudio, registro y clasificación de las configuraciones de los labios. Los

investigadores en esta área informan que las características labiales son distintas en cada individuo.

En el estudio de la queiloscopía es necesario valorar el grosor de los labios, la forma de las

comisuras labiales y surcosidades o huellas de los mismos.

3.8. GROSOR DE LOS LABIOS Los labios con base en su espesor se pueden clasificar

3.8. GROSOR DE LOS LABIOS

Los labios con base en su espesor se pueden clasificar en: delgados medios, gruesos y

voluminosos.

Delgados. Cuando la mucosa del labio superior es ligeramente visible.

Medios. Con la mucosa más redondeada y visible en un espacio de 8 a 10 mm.

Gruesos. cuando la mucosa es muy visible.

Voluminosos. Fuertemente vueltos hacia el exterior. Para el estudio de los labios se

observa al sujeto de rente y de perfil, con la cabeza orientada en el plano Frankfort.

3.9.

FORMA DE LAS COMISURAS LABIALES

Se observa al sujeto de frente con la cabeza orientada en el plano de Francfort. Las comisuras se

clasifican, básicamente en:

horizontales

abatidas

elevadas.

4.

SURCOSIDADES O HUELLAS DE LOS LABIOS

Este tipo de huellas son completamente diferentes en cada individuo. y se clasifican en:

verticales completos

verticales incompletos

bifurcadas

forma de “x”

forma de red

punteadas

Con base en esta clasificación, se puede realizar una ficha queiloscópica al dividir los labios en

cuadrantes y diferenciar las diversas surcosidades o huellas.

El registro se efectúa por medio de una fotografía, con el acercamiento y encuadre que se requiera

en cada caso. Las huellas labiales se pueden tomar al pintar los labios con lápiz labial e imprimirlos

en un papel secante o una servilleta.

Este registro se anexa

a la ficha de identificación

para posteriores

confrontaciones.

Es

relativamente sencillo encontrar huellas de labios en el lugar donde se comete un hecho delictuoso,

principalmente en vasos, servilletas, sobres, hojas de papel y ropa. En estos casos es recomendable

usar algunos reactivos para poder registrar las huellas y seguir la técnica empleada en

dactiloscopia, ya que las huellas labiales pueden estar relacionadas con homicidios, delitos

sexuales, fraudes chantajes, recados póstumos y secuestros.

Para un estudio de confrontación de este tipo es necesario tomar fotografías amplificadas y

emplear lentes de aumento como auxiliares. Es importante adjuntar una fijación fotográfica al

expediente de cada caso.

4.1.

RADIOLOGÍA BUCODENTAL

Es necesario recordar que para efectuar un adecuado diagnostico estomatológico debemos

auxiliarnos de estudios de gabinete, dentro de los que se incluyen las radiografías. Estas son

indispensables en determinados tipos de tratamientos en odónticos, ortodónticos y quirúrgicos para

la localización exacta de un resto radicular, piezas incluidas o ciertos procesos patológicos.

Lo anterior significa que la mayoría de las personas sometidas a terapia estomatológica cuentan

con registros de esta índole. Los estomatólogos deben vigilar y archivar las radiografías para

utilizarlas al realizar la confronta en la identificación de un sujeto.

En muchas ocasiones las diversas radiografías bucodentales se han usado para identificar

cadáveres en casos de homicidios suicidios y desastres. La identificación radiográfica bucodental

es de los sistemas más exactos que existen actualmente. Las radiografías se deben tomar desde

diferentes ángulos hasta obtener el más cercano a la radiografía original y hacer una confronta de

todos los tejidos incluidos en esas placas.

La ficha de identificación idónea tendrá que incluir una serie radiográfica bucodental o una

radiografía panorámica estomatognática. Cuando se trata de identificar un cadáver el costo del

estudio radiológico es el factor menos importante.

CONCLUSIONES

La Antropología Forense es una ciencia que se encuentra relacionado con el ámbito legal y la

justicia y tiene como finalidad la identificación, en primer lugar, y la individualización, en segundo

lugar, del sujeto.

La Antropología Forense, es una ciencia de reciente data; sin embargo ha sido de vital importancia

en los procesos de connotación internacional instaurados contra acusados de graves violaciones a

los derechos humanos en agravio de la población, así mismos en los casos conocidos como “La

Cantuta” donde fueron secuestrados, torturados y ejecutados un profesor y nueve estudiantes por

el grupo conocido como “Colina”, y el caso “Lucanamarca” en el cual se acusó al Partido

Comunista del Perú-Sendero Luminoso de la muerte de 69 campesinos.

La odontología Forense, relacionada con la identificación masiva de cadáveres en situaciones de

desastres;

se

hacen

proposiciones

metodológicas

sobre

el

modelo

operacional

en

estas

circunstancias y referencia a la factibilidad y eficiencia de los métodos de identificación más

utilizados, teniendo en cuenta las condiciones del lugar donde se produjo el hecho.

BIBLIOGRAFÍA

Correa RA. Estomatología Forense. Trillas, 1990.

Comas J. Manual de Antropología Física: Instituto de Investigaciones Antropológicas,

UNAM, 1983.

http://es.wikipedia.org/wiki/Odontolog%C3%ADa_forense

http://www.ecured.cu/index.php/Odontolog%C3%ADa_forense

http://criminologiactual.blogspot.com/2009/06/ciencias-auxiliares.html

http://www.slideshare.net/1tz31/expo-odontologia-legal

https://www.google.es/#q=que+es+autopsia+bucal

http://eq3-rugoscopi.blogspot.com/2011/03/clasificacion-rugoscopica.html

Identificación estomatológica Perito PNP, Odontólogo Forense, Lima, 2000