Filosofía Empresarial.

- Democracia, Lenguaje

y Ética.

Presenta:

MIA. Israel Álvarez Velásquez
Introducción

Desde sus inicios las sociedades han sido complejas en su funcionamiento, no

obstante han logrado cultivar ciertas características que han permitido su

desarrollo y permanencia como culturas, esto con base en un trabajo conjunto y

la aportación de conocimiento específico por parte de sus miembros.

Esta misma complejidad social de la interacción entre personas se hace

presente en el ambiente empresarial, con la incursión del capital humano y

procesos tecnológicos de producción se hace más notable la dificultad de

interacción y funcionamiento en conjunto, y si bien estos son factores que

intervienen en el desarrollo de la empresa, debemos tomar en cuenta que esto

delimita la columna vertebral en la que se sostienen los diversos procesos de

toda empresa.

“La teoría general de los sistemas estudia las organizaciones como

sistemas sociales inmersos en otros sistemas que se

interrelacionan y se afectan entre sí”. (Rodríguez, 2011)

Partiendo de esa idea, cada empresa, para tener un correcto

funcionamiento interno debe responder a ciertas normas, que generen un clima

organizacional que permita el crecimiento y potencie su desarrollo integral, en

ese mismo orden de ideas, la empresa como unidad económica que pertenece a

un sistema más complejo debe ser consciente de que para permanecer e

interactuar en el círculo empresarial debe adoptar lineamientos que permitan

una relación armónica entre los integrantes del sistema complejo.

Página | 2
CAPÍTULO 1. MARCO CONCEPTUAL

En este apartado se plantea de manera descriptiva, los conceptos que

convergen en esta investigación, con la finalidad de bosquejar su contexto

general para enfocarlo a uno particular.

1. Empresa

Es necesario primero definir el término empresa para entender, pues en ella se

cimienta la importancia de los tres elementos que sostienen esta investigación:

La democracia, el lenguaje y la ética de la misma, de la que se derivará la

manera en que éstos afectan al ambiente en el que se desarrollan las unidades

económicas (ambiente interno y ambiente externo).

La Real Academia Española (RAE) nos ofrece cinco distintas definiciones de

este concepto de empresa las cuales se enuncian a continuación:

1. f. Acción o tarea que entraña dificultad y cuya ejecución

requiere decisión y esfuerzo.

2. f. Unidad de organización dedicada a actividades

industriales, mercantiles o de prestación de servicios con fines

lucrativos.

3. f. Lugar en que se realizan estas actividades.

4. f. Intento o designio de hacer algo.

5. f. Símbolo o figura que alude a lo que se intenta conseguir o

denota alguna prenda de la que se hace alarde, acompañada

Página | 3
frecuentemente de una palabra o mote. (Real Academia Española,

2012)

Para cuestiones de este documento tomaremos como definición “Unidad de

organización dedicada a actividades industriales, mercantiles o de prestación de

servicios con fines lucrativos”.

El diario oficial de la Unión Europea establece la siguiente definición del

concepto “Se considerará empresa toda entidad, independientemente de su

forma jurídica, que ejerza una actividad económica”. (Diario Oficial de la Unión

Europea, 2004)

Partiendo de estas definiciones podemos aseverar que: si bien una empresa

ejerce actividad económica, en ella también convergen distintos tipos de

recursos que hacen posible dicha actividad (recursos financieros, humanos,

materiales y técnicos), y es la interacción de estos cuatro lo que le da la esencia

y formalidad a las unidades económicas.

Particularicemos a partir de las anteriores definiciones enfocándonos en la parte

administrativa, donde destacamos las siguientes:

Ricardo Romero, autor del libro "Marketing", define la empresa como

"el organismo formado por personas, bienes materiales, aspiraciones

y realizaciones comunes para dar satisfacciones a su

clientela" (Thompson, 2006)

Julio García y Cristóbal Casanueva, autores del libro "Prácticas de la

Gestión Empresarial", definen la empresa como una "entidad que

Página | 4
mediante la organización de elementos humanos, materiales, técnicos

y financieros proporciona bienes o servicios a cambio de un precio

que le permite la reposición de los recursos empleados y la

consecución de unos objetivos determinados" (Thompson, 2006)

El Diccionario de Marketing, de Cultural S.A., define a la empresa

como una "unidad económica de producción, transformación o

prestación de servicios, cuya razón de ser es satisfacer una

necesidad existente en la sociedad" (Thompson, 2006)

En conclusión podemos decir que la empresa es un ente compuesto por

distintos tipos de recursos que se agrupan e interrelacionan para dar pie a la

formación de una sinergia de trabajo que da como resultado la satisfacción total

o parcial de los consumidores a partir de un bien tangible o intangible.

2. Filosofía empresarial

“Las empresas requieren una base sólida que guíe su desarrollo

estratégico y les permita superar los múltiples retos que implica un

entorno en extremo volátil” (Servitje, 2003)

Para García Echevarría, la filosofía empresarial va en el sentido de “generar los

criterios para el comportamiento interno de las organizaciones, esto es, de los

hombres que la configuran”. (Echevarría, 1994)

Filosofía empresarial “significa dar sentido a una institución, esto

es, definir su objetivo y contenido o misión, basándose no en el

hecho material de los elementos de actuación, sino en el sistema

Página | 5
de valores con un alto grado de abstracción en el que debe

definirse la Cultura de esa empresa. Esos valores definidos por la

Filosofía Empresarial y asumidos por los hombres, van a

determinar las formas de dirigir la institución y la actuación de sus

hombres” (Núñez, 1994).

Como una última aportación de conceptos enfocados a la Filosofía Empresarial

hago mención del mismo concepto bajo la perspectiva del Dr. Héctor Montiel en

donde postula: “la filosofía de una empresa se resume en tres palabras: misión,

visión y valores. A través de estos es posible conocer cuál es la posición actual

de una empresa y lo que pretende lograr, así como los medios que utilizará”.

(Campos, 2014)

La filosofía empresarial, no sólo juega un papel importante al interior de la

organización, sino que es trascendente para la integración de las unidades

económicas al medio ambiente donde se encontraran inmersas, haciendo un

análisis de las definiciones expuestas previamente, podemos inferir que una

filosofía correctamente estructurada, es la base para alcanzar los objetivos, con

esto podemos integrar la definición de empresa y filosofía, por un lado se

pretende satisfacer las necesidades de los consumidores y cumplir las

aspiraciones que fundamentan su razón de ser, manteniendo en la organización

un equilibrio ambiental tanto interior como exterior.

Página | 6
1. Democracia Económica

La democracia como concepto tiene su origen en la cultura griega, compuesta

de dos términos dêmos y krátos, es decir: «pueblo» y «poder», términos que

suelen estar relacionados en las definiciones que a lo largo de la historia han

surgido.

La real academia española (RAE) en su 22. ª Edición define el término como:

“Doctrina política favorable a la intervención del pueblo en el gobierno.”

Retomando la idea de democracia política como la participación del pueblo en el

gobierno, el Papa Juan XXIII en su Encíclica Mater et Magistra realizada en

1961 postula:

“Avanzando en la dirección establecida por nuestros predecesores,

pensamos también que es legítima en los trabajadores la

aspiración a participar activamente en la vida de las empresas de

las que forman parte y en las que trabajan”. (Juan G. Espinoza,

1984, pág. 17)

Encontramos pues que en el sentido de una democracia

económica Espinoza y Zimbalist aseveran que es: “la participación

de los trabajadores en el nivel operativo, y a nivel de la empresa es

la capacidad de aquellos para influir directamente en el proceso de

administración y trabajo de una empresa”. (Juan G. Espinoza,

1984, pág. 19)

Tomando ese conocimiento podemos aseverar que la democracia dentro de las

organizaciones, busca integrar a los colaboradores (capital humano), no

Página | 7
importando su posición dentro de la estructura organizacional, en todas las

actividades que se realizan al interior, siendo participes también de los

beneficios que de esas actividades provengan, con ello invariablemente se

considera se generará un ambiente de trabajo que permita desarrollar de mejor

manera las actividades de los colaboradores en busca de un desarrollo integral

en toda la organización.

Página | 8
2. Lenguaje empresarial

La comunicación es un aspecto importante en el desarrollo de las personas, y no

sólo de manera verbal y explicita, también se refleja, de manera simbólica, en el

medio en el cual se desarrollan, este panorama teórico se presenta con las

organizaciones, teniendo una división entre comunicación formal e informal, este

hecho nos sirve como punto de partida. En específico, la comunicación informal,

ya que es la que mayor impacto negativo o positivo genera al exterior de la

misma. A continuación se presentan algunas posturas con respecto a esa

comunicación de la cual hacen uso las organizaciones.

Para Lourdes Münch “La comunicación puede ser definida como el proceso

mediante el cual se transmite y recibe información” (Münch, 2011)

“La comunicación es la transferencia de información de un emisor

a un receptor, el cual debe estar en condiciones de comprenderla”,

(Harold Koontz, 1998)

Así también encontramos otra definición que nos propone Agustín

Reyes Ponce, “Comunicación es un proceso mediante el cual los

conocimientos, tendencias y sentimientos son conocidos y

aceptados por otros”. (Ponce, 1997).

Las definiciones anteriores si bien nos dan una descripción general de lo que es

la comunicación, todavía no se puede vislumbrar esa diferencia tan importante

entre una y otra y el impacto que cada una de estas genera, recurramos a

descripciones y ejemplos: Comunicación formal es la que se da de manera

Página | 9
oficial emanada de la estructura organizativa, un oficio, una circular, correo

electrónico institucional o un memorándum.

La comunicación informal surge de los grupos informales 1de la

organización y no sigue los canales formales, aunque se puede

referir a la organización. Este tipo de comunicación es de gran

importancia, ya que por su carácter no formal puede llegar a influir

más que la comunicación formal. (Münch, 2011)

Son comentarios característicos de los espacios laborales flexibles o de

socialización en los que se brinda una visión complementaria del devenir diario

en cada institución. Dicha comunicación se realiza al interior de la empresa,

entre miembros de la misma o al exterior de la empresa, lo que puede fortalecer

o dañar la mirada exterior que se tiene de dicha empresa.

Teniendo en cuenta lo anterior podemos incursionar en la definición de lenguaje,

el tópico central en este apartado.

“Las palabras significan diferentes cosas para diferentes personas.

<El significado de las palabras no está en las palabras; está en

nosotros” esta postura es tomada por Samuel Ichiye Hayakawa

(Citado por Robbins, 1999).

1 Son alianzas que no están estructuradas formalmente ni determinadas por la
organización. Estos grupos son formaciones naturales en el ambiente de trabajo que
aparecen en respuesta a la necesidad de un contacto social. (Robbins, 1999)

Página | 10
Otra definición de lenguaje que podemos encontrar es la que nos ofrece

Noam Chomsky (Citado por Elena Muñoz Marrón, 2012).

“Es un espejo de la mente en un sentido profundo y significativo.

Es un producto de la inteligencia humana, creado de nuevo en

cada individuo mediante operaciones que se encuentran más allá

del alcance de la voluntad o la ciencia.

En lo particular se infiere que dentro de esa comunicación informal que surge de

la empresa a un ambiente externo, lleva distintas connotaciones y es muy

variado el lenguaje que logramos percibir de ese cumulo de información, y en un

sentido específico de la información implícita 2, ya que de este punto se puede

establecer una imagen o reputación corporativa que beneficie o perjudique el

desarrollo de la organización por la conexión que se genera al incursionar

dentro de un mercado de forma natural, obteniendo una simbiosis3, donde son

entes incluyentes ligados íntimamente para beneficiarse o destruirse.

Por sus características la comunicación formal inter e intra institucional se

encuentra sustentada en un lenguaje lineal, autorreferencial y no sujeto a

interpretaciones en el que el significado es único. La comunicación informal,

posee cierto rasgo polisémico que le brinda un margen de interpretación, sus

significados no son lineales ni únicos y en muchas ocasiones el sentido a dicho

mensaje la otorga el contexto, pues va acompañada de paralenguajes que

2

Es información que no se expresa en forma directa, sino más bien en forma sugestiva
3

f. Biol. Asociación de individuos animales o vegetales de diferentes especies, sobre
todo si los simbiontes sacan provecho de la vida en común. (Real Academia Española, 2012)

Página | 11
otorgan una lectura diferente de cada situación. Estas dos comunicaciones se

integran al concepto filosofía institucional para construir un lenguaje simbólico al

interior y exterior de cada empresa.

Es debido a lo anterior que cada persona que colabora en las empresas se

convierte en parte de ellas, poseen la capacidad de entender el lenguaje-código

de la misma, forman parte de un mismo universo lingüístico estructural y al

exterior sustentan una filosofía empresarial en la que se identifican como parte

de un todo.

Es por eso que cada sucursal de una misma institución puede presentar al

exterior una imagen sólida que responda a parámetros: Éticos, políticos,

económicos, ecológicos, fundamentados en un lenguaje derivado de su misión y

su visión institucional.

3. Ética empresarial

“La empresa, cuyo carácter es eminentemente social, debe regirse

por una serie de valores o principios tendientes a lograr el

bienestar de la sociedad”. (Münch, 2011)

Si tomamos como referencia esta definición que nos aporta Lourdes Münch

sobre la ética empresarial, notaremos que se aleja del fin último de toda unidad

económica privada, que es la generación de ganancias para la sobrevivencia en

el mercado, haciendo a un lado por un momento, lo concerniente al medio

ambiente, e incluso el desarrollo del recurso humano, esto de alguna manera

nos traslada a los inicios de la administración en donde Taylor en sus primeras

Página | 12
aportaciones buscaba solamente un aumento de la productividad para beneficiar

a los empresarios, no tomando en cuenta el desarrollo y bienestar físico y mental

de los obreros, en este punto es donde podemos notar que la evolución de la

administración como ciencia es una evolución incluyente, donde todo el

conocimiento generado por parte de los teóricos ha venido a sumar para generar

una integración de los recursos sin dejar de lado el equilibrio social y ambiental

del entorno donde se desarrollen.

La ética también puede ser vista como la conducta o el

comportamiento ideal pre-establecido por el común, ya que sus

desviaciones lo afectan o lo alteran, y cualquier cosa distinta a ello

puede ser clasificada como no-ética. (Félix Socorro citado por

María del Rosario Barradas Martínez, 2012)

Para ir acercándose al escenario de la ética empresarial, podemos hacer

referencia del párrafo anterior donde notamos un pre-establecimiento de

conductas o comportamientos, y en el caso empresarial de valores que orienten

el funcionamiento y las actividades de todos los integrantes de ese organismo,

no solo de manera interna, sino el impacto que se genera con la aplicación de

estos mismos valores al exterior de la misma. En ese mismo orden de ideas

Münch nos hace referencia a normas de conductas de la siguiente manera “Los

valores organizacionales son el conjunto de principios que orientan la conducta

de los individuos en la empresa”. (Münch, 2011), esta idea la han adoptado las

organizaciones, de una manera más integral, dando a su funcionamiento como

Página | 13
organización valores tales como, el compromiso, que si bien es aplicado y hasta

exigido al colaborador, también proviene de la relación con el ambiente externo

donde las organizaciones han aportado esta cualidad en busca de una

utilización razonable y sustentable de los recursos de los cuales hacen uso y

pertenecen a la categoría de no renovables, y para generar también un

aprovechamiento racional e implementando programas de regeneración

ambiental para establecer ese compromiso con el medio ambiente.

Con la descripción de estos conceptos que en apariencia podrían resultar ajenos

unos de otros en un panorama general, en el escenario empresarial notamos

como existe una estrecha relación partiendo del hecho que forman parte

esencial de la filosofía empresarial, que busca una sinergia de trabajo que

detone el desarrollo integral de la organización, ese desarrollo debe

manifestarse no solo en beneficios para los directamente involucrados en la

estructura organizacional, sino también del sistema donde se desarrollan.

Página | 14
CAPITULO 2. DESARROLLO

2.1 Preguntas de investigación

• ¿Existe una concordancia entre los valores y el desarrollo empresarial?

• ¿Es la ética eje rector en el ámbito empresarial?

• ¿Cuál es el lenguaje que percibimos del sector empresarial?

2.2 Planteamiento y desarrollo de la problemática

Para poder responder de manera concreta las interrogantes que se presentan en

el apartado anterior, se hará un análisis dividido de esta temática, esta división la

propone Lourdes Münch en su libro de administración, en donde postula:

“La administración, de carácter eminentemente social, se rige por

una serie de principios y valores que le proporcionan no sólo una

validez ante el mundo, sino también principios éticos que deben

orientar la conducta del administrador en la sociedad” (Münch,

2011)

En ese sentido y haciendo uso del enfoque sistémico de la administración en

donde se establece que: todo sistema está formado por sistemas menores y

éste a su vez forma parte de un sistema mayor. La razón para plantear este

punto, es que la empresa se encuentra inmersa dentro de dos ambientes, uno

interno, el que busca generar una armonía laboral para lograr incrementar la

eficiencia y el externo donde juega un papel muy importante la ética social.

Para poder aterrizar la ética social de las organizaciones empresariales

debemos mencionar, que está encaminada a promover el bienestar de la

Página | 15
sociedad y tiene aspectos muy específicos como son: la protección al medio

ambiente y los recursos naturales no renovables y en específico los que utilizan

para sus procesos de producción, impulsar un desarrollo económico y social del

entorno donde se localizan.

Para tales efectos debe existir una concordancia con el ambiente interno, como

se mencionó en un párrafo anterior, en el ambiente interno busca generar una

armonía de trabajo, que sólo se logra con la implementación de una filosofía

bien fundamentada en valores que logren permear en el capital humano

integrador de la organización, por ello es importante buscar un desarrollo integral

de la fuerza de trabajo, es decir, una mejor calidad de vida, lo que significa no

sólo mejorar el aspecto económico que satisfaga sus necesidades básicas, sino

un desarrollo social, físico y mental que garantice una mejora de la organización.

Si bien es verdad que son muchas las organizaciones que no se comprometen a

generar esta integración de sus dos ambientes en los que se desarrollan,

también existen las que bajo una filosofía empresarial establecen normas de

funcionamiento que, además de perseguir el beneficio económico particular,

promueven un beneficio que cobije tanto su ambiente externo directo como las

condiciones humanas en general.

Es importante señalar que la filosofía empresarial de estas organizaciones va

más allá de llegar a la responsabilidad social y de cumplir con ciertos

convencionalismos que las mantengan en la moda de lo sustentable y ecológico,

Página | 16
son empresas comprometidas con generar un valor agregado al ambiente

externo lo cual permita un desarrollo económico, social y cultural.

2.2.1 Casos de éxito

Es imposible hablar del tema sin tener en la mente un ejemplo de que el sistema

empresarial, si bien no es perfecto, busca avanzar en mejorar las circunstancias

sociales y ambientales en las que se desarrollan, y en este punto se tocaran dos

hechos claros que nos dan la pauta para asegurar que existen muchas

empresas comprometidas en la obtención de ese desarrollo integral que mejore

el panorama inmediato y a largo plazo un beneficio integral sustentable.

Por un lado el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) que es un órgano

representativo y de interlocución de los empresarios mexicanos, que trabaja

para impulsar el libre mercado, la democracia plena, la responsabilidad social y

la equidad de oportunidades para la población4.

En un periodo de incertidumbre y crisis política, donde la corrupción es la

moneda de cambio de un considerable porcentaje sector empresarial, donde

importa más la generación de beneficios económicos sin valorar la forma y

procedencia de estos.

La CCE lanzó un llamado enérgico al sector empresarial y público en general,

dando muestra clara del compromiso de este sector no sólo con el medio

ambiente sino con la sociedad que demanda una ética integral, no sólo en los

negocios sino en el actuar cotidiano de todas las organizaciones, por tal

4

http://www.cce.org.mx/?p=10515 Consejo coordinador empresarial (recuperado 23 de
agosto de 2015)

Página | 17
motivo en enero de 2015 fue presentado el Código de Integridad y Ética

Empresarial, que busca hacer frente en el combate a la corrupción ya que

lesiona el ambiente, al interior y afuera de las organizaciones, pues el no

respetar y proteger los valores internos, la democracia y la imagen corporativa,

nos da como mensaje al exterior de una empresa que muchas veces sólo es

responsable socialmente en lo teórico, tomando esta denominación como un

requisito más que le demanda el sistema en el que se integra y no como la

esencia de funcionamiento integral y sustentable.

Este código de ética busca que las empresas integradas respeten las normas

sociales, y sean los órganos preservadores de los valores que acompañen el

desarrollo del país, no olvidando que su eje principal es lograr un equilibrio

económico y laboral para todos los ciudadanos, donde reciban oportunidades y

beneficios indiscriminadamente.

Dentro de este código de integridad, vale la pena hacer mención de puntos muy

importantes y concisos, que dan respuesta a las interrogantes planteadas en

este documento, la prohibición de la corrupción en los negocios y el desempeño

de las organizaciones, así como generar políticas que eviten en la medida de lo

posible que los colaboradores o directivos caigan en este tipo de prácticas que

van en contra del desarrollo social equitativo. La transparencia también es un

valor a destacar que se promueve en dicho documento, donde busca evitar caer

en actos de soborno o el reparto de dádivas para recibir beneficios.

Página | 18
Otro claro ejemplo del compromiso que existe por parte del sector empresarial

es su integración a organismos no gubernamentales que persiguen un desarrollo

sustentable de los sectores más desprotegidos de la población.

Organizaciones que integran empresas a partir de su compromiso con el

desarrollo sustentable de México, así como con la formación de jóvenes

universitarios que logren ser líderes socialmente responsables, esas son las

características de Enactus, una institución preocupada por el progreso humano

social, económico y cultural a partir del desarrollo juvenil empresarial.

Dentro de esta institución se encuentran empresas que participan de esta loable

labor, empresas de la talla de: Grupo Femsa, Bacardi, Bimbo, Bic, Ford, Herdez,

entre otras más.

Para hacer un análisis más claro de cómo se da la sinergia de colaboración de

estas empresas, se tomará a Grupo Bimbo como un ejemplo claro de la

alineación de valores y filosofías en busca de un desarrollo nacional a partir del

sector empresarial.

“Su filosofía empresarial se resume en dos palabras: creer y

crear. Creer, antes que nada en la gente, en las personas "como

fin y no como medio" para alcanzar un crecimiento corporativo y

humano pleno; en el que sólo a través de la colaboración y el

compromiso de todos los que integran una empresa se pueden

lograr las metas planeadas.”

Página | 19
Creer en la integridad, no sólo como una práctica de negocios que

reditúa grandes ganancias, sino también como una

responsabilidad social que debe asumirse plenamente para

superar retos tan complejos como la corrupción y así contribuir al

avance económico, social y cultural de cualquier país. Y creer en la

importancia fundamental del liderazgo para generar un sentido de

misión, inculcar una verdadera actitud de servicio y cumplir el

compromiso asumido con la sociedad. (Servitje, 2003)

Con estas líneas podemos ver la importancia de los valores internos en la

organización, valores que generaron afinidad con Enactus, y en conjunto ha

trabajado más allá de una responsabilidad social del ambiente en donde se

desarrolla la empresa, sino que busca un desarrollo sustentable del país, en

donde todos alcancen oportunidades que no sólo los beneficien con la

satisfacción de sus necesidades fisiológicas, sino que logren un desarrollo pleno

como seres humanos, y esto impacte de igual manera a la sociedad mexicana.

Con esto podemos ver dos grandes grupos de acción en pro de la mejora social,

ambiental y económica, el sector empresarial y la universidad, trabajando en

conjunto, desarrollando líderes socialmente responsables y programas de

mejora para la comunidad.

Página | 20
CONCLUSIONES

A lo largo del tiempo la administración ha evolucionado, y esos cambios en su

mayoría se han debido a las necesidades de las organizaciones, buscando un

crecimiento físico y un desarrollo económico, en un principio sin tomar en cuenta

a los grupos de interés ligados directamente a su desarrollo, haciendo a un lado

las necesidades de sus colaboradores, tomándolos como un activo más de la

empresa, mandando el mensaje de ser una organización solamente preocupada

por tener beneficios económicos para la cúpula gerencial, no importando que la

infraestructura de funcionamiento sea inadecuada, alimentando de esta manera

el paradigma de que existen empresarios ricos con empresas pobres, de igual

manera incrementando los daños colaterales de lograr sus objetivos, el uso

desmedido de recursos no renovables, la contaminación que generan los

procesos productivos, el deterioro del medio ambiente y en específico donde se

encuentran asentados y con ello atentando contra el equilibrio de la naturaleza.

Sería erróneo pensar que esos problemas han quedado en el pasado, pensar

que existe una democracia empresarial en todas y cada una de las

organizaciones que operan en el mundo, que existen valores que no solo se

encuentran en la placa de la entrada a las oficinas sino que los llevan a la

práctica gerentes y colaboradores por igual, que el lenguaje común en las

empresas es el de compromiso, ética y preocupación por el medio ambiente,

que no concluye el día sin haber aportado algo al desarrollo de las personas,

pero si bien no es el caso, también hay que decir que son más las empresas que

Página | 21
se comprometen con el desarrollo social, que buscan impactar en un menor

grado al medio ambiente, que buscan innovar y aplicar nuevas tecnologías para

maximizar sus recursos y reducir la contaminación.

Empresarios que subordinan sus intereses personales por un bien común,

empresas que desarrollan tecnología para proteger al medio ambiente y todos

los organismos que lo integran, organizaciones que creen que puede haber ética

aun en los negocios y que las empresas son los primeros responsables de

generar ese cambio en el país, y eso no es utopía es trabajo conjunto, es

comprometerse a luchar por un bien común, a buscar la equidad y democracia,

hacer de la ética nuestra forma de vida.

Si bien la situación global en la que nos estamos desarrollando no da pie a

mantener la confianza en las instituciones, sean públicas o privadas, el cambio

generacional que se ha venido dando nos habla también del compromiso que la

juventud empresarial está adquiriendo, y se hace más común observar filosofías

empresariales, que lejos de perseguir beneficios económicos particulares,

buscan un desarrollo económico-social del medio ambiente en donde se están

desarrollando, un crecimiento sustentable, donde respeten la naturaleza y los

recursos que de ella obtienen, una estabilidad física y emocional de su recurso

humano, que es uno de los componentes fundamentales para lograr ese cambio

tan necesario.

El camino aun es largo y sinuoso, pero se ha dado el paso más importante,

reconocer cual es la situación que impera en el sistema económico y

Página | 22
empresarial en todos los niveles y que las acciones aunque no signifiquen

cambios radicales, son gotas que van mellando la resistencia de prácticas

obsoletas y no éticas que frenan el desarrollo del país.

Página | 23
BIBLIOGRAFÍA

Campos, H. M. (2014). De la Idea de Negocio a la Alerta Empresarial:

Precursores del plan de negocio. México, DF. : Patria SA de CV.

Diario Oficial de la Unión Europea. (28 de Febrero de 2004). Definición de

pequeñas y medianas empresas. Recuperado el 12 de Agosto de 2015,

de http://www.naviaporcia.com/images/documentos/documento_14.pdf

Echevarria, S. G. (1994). Introducción a la Economía de la Empresa. Madrid,

España. : Díaz de Santos.

Elena Muñoz Marrón, J. A. (2012). Fundamentos del Aprendizaje y del Lenguaje.

Barcelona, España.: Ed. UOC.

Harold Koontz, H. W. (1998). Administración: Una perspectiva global. México,

Df.: Mc. Graw Hill.

Juan G. Espinoza, A. S. (1984). Democracia Económica. México, D.F.: Fondo de

la Cultura Económica.

María del Rosario Barradas Martínez, I. O. (2012). Ética empresarial y

responsabilidad social de la empresa familiar. Un caso para reflexionar:

Ciudad de Huajupan de León, Oaxaca. Revista Ciencia Administrativa,

1-10.

Münch, L. (2011). Administración. México, DF.: Pearson Educación.

Núñez, M. T. (1994). Cultura Empresarial y Estrategia de la Empresa en España.

Madrid, España: RIALP S.A.

Ponce, A. R. (1997). Administración Moderna. México, Df.: Limusa.

Página | 24
Real Academia Española. (2012). Real Academia Española. Recuperado el 12

de Agosto de 2015, de http://lema.rae.es/drae/?val=empresa

Robbins, S. P. (1999). Comportamiento Organizacional. México, DF.: Prentice

Hall.

Rodríguez, S. J. (2011). Introducción a la Administración. México, D.F.: Mc.

Graw-Hill.

Servitje, R. (2003). Estrategia de Éxito Empresarial. México: Prentice Hall.

Thompson, I. (Enero de 2006). PromoNegocios. Recuperado el 14 de Agosto de

2015, de http://www.promonegocios.net/mercadotecnia/empresa-

definicion-concepto.html

Página | 25
INDICE

Introducción.........................................................................................................................................1

Capitulo l

1. Marco conceptual .........................................................................................................................2

1.1. Empresa .....................................................................................................................................2

1.2. Filosofía empresarial .................................................................................................................4

1.2.1. Democracia Económica ..................................................................................................6

1.2.2. Lenguaje Empresarial .....................................................................................................8

1.2.3. Ética Empresarial ...........................................................................................................11

Capitulo ll

2. Desarrollo ....................................................................................................................................14

2.1. Preguntas de investigación ......................................................................................................14

2.2. Planteamiento y Desarrollo de la problemática ......................................................................14

2.2.1. Casos de éxito ...............................................................................................................16

Conclusiones ......................................................................................................................................20

Referencias
! .........................................................................................................................................23

Página | 26

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful