Está en la página 1de 1

2. PANORAMA DE LA DELINCUENCIA EN LA ACTUALIDAD.

Se mantiene la tradicional estructura de la criminalidad espaola, es decir, los


robos y hurtos representan la mayor parte de los denominados comportamientos delictivos.

Se aprecia un incremento de los delitos denominados de malos tratos.

La delincuencia ms grave de los menores, que ha suscitado una importante


alarma social en los ltimos tiempos, especialmente en la edad de los 16-17 aos, no ha
seguido una tendencia ascendente, se aprecia un leve descenso.

Algunos aspectos relativos al modus operandi de las modernas tendencias


delictivas:

Tomar en consideracin el hecho de que la delincuencia organizada acta con


criterios empresariales perfectamente establecidos y planificados.
Estructura su actividad en base a la divisin de trabajo, conforme a la
especializacin de la mano de obra.

Volumen de la criminalidad.

Cuando se habla del volumen de la criminalidad en un pas como Espaa, ha de


encuadrarse en el balance de las cifras del total de infracciones penales, delitos y faltas,
conocidas por los distintos Cuerpos Policiales.

A la hora de establecer los datos se toman los establecidos por la Oficina


Europea de Estadstica (EUROSTAT). Los datos que proporcionan el volumen de la
criminalidad atienden a indicadores de seguridad concretos: delitos y faltas, homicidios
dolorosos, asesinatos consumados, delincuencia violenta, robos con violencia, robos con
fuerza, robos en domicilios, sustraccin de vehculos a motor, trfico de drogas, daos y
hurtos en general.

El Ministro del Interior del Estado Espaol, present el balance de criminalidad


correspondiente al ao 2013, resaltando que se apreciaba una ligera bajada en el volumen
de criminalidad. Esta evaluacin se hace tomando como base la disminucin de infracciones
conocidas. Tambin hay que anotar la subida o repunte de otros delitos como son las
agresiones sexuales con penetracin y los robos con fuerza en domicilios.

No todas las comunidades se encuentran dentro de los parmetros expuestos.


Las especiales caractersticas de Ceuta y Melilla o la especial incidencia del turismo en las
Islas Baleares, colaboran a una tasa superior de delincuencia.

La violencia de gnero.