Está en la página 1de 395
tlas de _. cografia en pequefios animales Dominique Penninck, DVM, PhD, DACVR, DECVDI Professor Diagnostic imaging Department of Cincal Sciences Tuts Cummings Schoo! of Veterinary Medicine ‘Mare-André Anjou, DMV, DACVR Assistant Pros, Dagrastc Imaging Deparment of Cina Sences Faculty of Veterinary Medicine University of Montreal | ‘Multimédica Ediciones Veterinarias Prefacio ilar TEVA ETT ETE PEED ECT TTPO La ecografia veterinaria, desde su inicio a finales de los 1970, ha suftido muchos cambios tee- nnoldgicos que han transformado esta modalidad diagnéstica. La experimentacién y las publica- ciones han permitido a los ecografistas incrementar su nivel de experiencia significativamente. Hoy en dia, la ecografia es una parte integeal del abordaje diagnéstico en his instituciones académicas, asi como en las elinicas privadas. El principal objetivo de este libro es el de proveer alos lectores una gran cantidad de imigenes ¢ ilustraciones ecogrificas de alta calidad acerca de la anatomiia normal y as afecciones comunes de la mayoria de partes conporales en pequeitos animales. Estas imigenes fueron cuidadosa- ‘mente seleccionadas 0 creadas segin su eapacidad de docencia. La eleccién de los colaboradores refieja la experiencia internacional disponible hoy en dia. Esperamos que este atlas sea una fisente de referencia para estudiantes de veterinaria, internos, yy residentes, asi como para radiélogos, internistas, ycirujanos con necesidad de aprender y mejorar en esta modalidad. Agradecimientos VITACEAE EEE INURL TTT Nos complace agradecer las contribuciones “detris de escena” de muchos colegas, tecnicos, ‘estudiantes, y residentes, del pasado y del presente, que contribuyeron en la bisqueda de la coleccién de imagenes que conforman este atlas. Agradecimientos especiales a los de Tufts University Cummings School of Veterinary Medicine y de Faculty of Veterinary Medicine, University of Montreal. [Expresamos nuestra mis profunda gratitud a los colaboradores por compartir su experiencia y pasion y al equipo editorial de Blackwell por su ayuda en este proyecto. Finalmente, agradecemos a los muchos animales que han participado pacientemente en estos studios, permitiéndonos aprender y enseiiar con sus imagenes. 4 ‘Un agradecimiento especial a Beth Mellor, la cual realiz6 la mayoria de iustraciones, Su talento artistico ha magnificado la misién de este libro. MUNIN WATT Donald Brown, DVM, PhD, DACVIM Cardiology ‘Associate Professor Cardiology Dopariment of Cnical Sciences ‘its Cummings Schoo of Veterinary Medicine 200 Westborough oad North Graton, MA 01535, USA Nancy R. Cox, DVM, MS, PhD ‘Scents, Sot fitchey Research Center and Asoc Prtesor, Department of Patobilogy Colegeof Veterinary Medicine Auburn versity Auburn, AL 35848, USA Mare-André d’Anjou, DMV, DACVR. Assistant Professor, Diagnostic imaging Deparment of Cinical Sciences cul of Veterinary Medicine University of Montreal 3200 State Sane-Hyacnthe Quebeo, Canada 42S 708 Hugues Gaillot, DMV. Tnagei Médicale Vtérnar de Paris 15. 40, 2re Robert de Flers 75015 Pats, France John Graham, MVB, MSc, DVR, MRCVS, DACYR,DECVDI ‘ite Veterinary Specials, 2005 South US Highway 17-92 Naiand, FL 32751, USA Silke Hecht, Dr.med.vet., DACVR, DECVDI Assistant Professor of Radiology Department of Small Animal Clinical Sciences ‘Univesity oF Tennessee Collegeof Veterinary Medicine Kone, 1N 37996, USA Judith A, Hudson, DVM, PhD, DACVR Professor of Diagnostic Imaging Department of Cinicl Sciences Chlege of Veterinary Medicina ‘Auburn Univesity burn, AL 35849, USA Colaboradores Martin Kramer, Drmed.vet., PhD, DECVDL Professor Department of Veterinary Cnical Sciences inc tor Smal Animals Justus-LiebigUniversity-Giessen Frankfurter St 108, 35992 Giessen, Germany Dominique Penninck, DVM, PhD, DACVR, DECVDI Professor Diagnostic imaging Department of Cincal Sciences “ts Cummings School of Veterinary Meine 200 Westborough Road Nort Grafton, MA 01536, USA Kathy Spaulding, DVM, DACVR Ginical Profesor Radiology Large Animal Cinical Sciences Collegeof veterinary Medicine and Biomedical Sciences Texas A&M University 475 TAMU College Staton, TX 77843-4475, USA James Sutherland-Smith, BVSe, DACVR, ‘Assistant Professor, Diagnostic maging Deparment of Clinical Sconces Tuts Cummings Schoo of Veterinary Medicine 200 Westborough Road North Grafton, NA 01536, USA Erik Wisner, DVM, DACVR Professor of Diagnostic Imaging Depariment of Surgical and Radiological Sciences School of Veterinary Medicine, University of California 1 Shields Avenue Davis, CA 95616, USA Allison Zwingenberger, DVM, DACVR, DECVDI Assistant Professor of Diagnostic imaging Department of Surgical and Radiological Sciences School of Veterinary Medicine, University of California 1 Shields Avenue Davi, CA 95616, USA capfruLo 1 Sistema nervioso. s SECCON 1. Corebr. Just Huson y Nancy Can SeCOIGN 2. Médula espinal. Juth Hudson y Matin Kramer ‘SECON 3. Nerves perféricos. Judth Hudson y Martin Kramer CAPITULO 2 Ojo y orbita at Seung CcapiTULO 3 Cuello Akon 2gererge Erk Wear CAPITULO 4 ‘Torax.. ‘Ske Hecht CAPITULO S Corazon Donal Brown y Hugues Gait caPiTULO 6 Higado Marto jan CAPITULO 7 Bazo Sie Hocht CAPITULO 8 Tracto gastrointestinal. Dorie Penick a 107 137 205 249 CapiTULO 9 Pancreas Domingue Penick capiTuLo 10 Riftones y uréteres Nare-Andé Anjou capiTuLo 11 Vejiga y uréteres. ames Sunerand- Sth capituto 12 Glandulas adrenales . on Grane capiruto 13 ‘Tracto reproductor femenino ‘ike Hert capiruvo 14 “Tracto reproductor masculino . she ett capiru.o 15 Cavidad abdominal, nédulos linfaticos y grandes vasos . ire oar jou ccapiruLo 16 Sistema musculoesquelético. Martin Kramer y Mar Aner jou INDICE ANALITICO..... indice HNN =. 808 = 928 349 367 379 427 45 Atlas de ecografia en pequefios animales SECCION 1. CEREBRO TECNICA EXPLORATORIA Se pueden obtener imigenes adecuadas del cerebro. de ha alta frecuencia (7,5-10 MHz) para una resolucién mejor. males con un transductor de wyoria de pequefios a También puede ser necesario el uso de un transductor de bij frecuencia (3-5 MHz) en perros grandes o con hue= 40 denso, Aunque pueden usarse tanto escéneres sectoriales, ‘como transductores lineales o transductores curvilineos, los ‘escineres sectoriales y los transductores curvilineos propor- cionan una mejor visualizacién de las estructuras periféricas. ‘También es Gril una sonda con la base pequeiia En general no es necesaria la sedacién. La mayoria de los pequcios animales pueden ser ecografiados envueltos en una ‘manta caliente y syjetados suavemente en el regazo del eco- sgrafst Generalmente puede apartarse el pelaje para aplicar el ‘glactstico. El afeitado puede mejorar la calidad de ls imige- nes en algunos individuos con un manto de pelo espeso. En los cachorros jévenes, hasta aproximadamente el mes: de edad, puede usarse la fontanela bregmitica como una ven~ cl cerebro, (Hudson et al. 1991). En algu- os individuos, especialmente en las razas coy, las fontanelas bregmiticas pueden persistir hasta la edad adulta, El cerebro de un gatito puede ecografiarse a través de la fontanela hasta sana acdistica has aproximadamente los 5 meses de edad, aunque la accesibili- sad disminuye con la edad (fiderlund et al. 2003).A menos que la fontanela 0 el defecto sean muy grandes, la punta del transductor debe mantenerse relativamente estacionaria; el ttansductor sélo puede deslizarse sobre una distancia corta Se -anea el cerebro mediante una técnica de “limpiapara CAPITULO 1 VUE Sistema nervioso SECCION 1. GEREBRO. Judith Hudson y Nancy Cox ‘SECCION 2, MEDULA ESPINAL. Judith Hudson y Martin Kramer SECCION 3. NERVIOS PERIFERICOS. Jucith Hudson y Martin Kramer bbrisas”, con la punta de la sonda actuando como un ej escanear de rostral a caudal y ateis para obtener imigenes para transversales y de lado a lado para obtener imigenes longi- tudinales. Como en general la sonda se angula para mostrar estructuras rostrales y caudales, la mayorfa de las imgenes se realizan en planos oblicuos mas que en planos perpendiculs- res (Figura 1.1), Por lo tanto, debe recordarse que en las genes rostral transversas las estructuras ventrales quic cestin de hecho situadas rostralmente alas estructuras dorsales en la imagen, mientras que en las imigenes transversas eat dates, las estructuras ventrales estin situadas cauidalment estructura dorsales que se ven en la imagen. En awsencia de una fontanela, puede usarse un transduce tor de baja frecuencia (p.¢}.,5 MHz) para penetrar el crineo, Jo que permite una visualizacién parcial del cerebro.Para este propésito se puede utilizar la penetracién del hueso tempo- tal en algunos perros pequefios en los que el cerebro no puede ecografiarse de ninguna otra forma (Figura 1,2A), 1a visualizacién de las estructuras caudales del cerebro puede conseguirse escaneando a través del foramen mag- num (Figura 1.2B) Se pueden utilizar las zonas de craniotomia y los defectos escanear el cerebro, sados por trauma o enfermedad pa a neuro-ecografia prenatal es comin en medicina humana pero se utiliza poco en animales. Sin embargo, el cerebro de Jos cachorros de gato y perro no nacidos puede evaluarse en el dtero. Se han descrito diagndsticos de hidroencefalia por ecografia prenatal (Cruz et al, 2003). Basindose en los hallazgos en pacientes humanos, is imigenes ecogeificas del cerebro de cachorros de perro y gato en itera al final de ha gestacion deben permitir la deteccién de otros defectos principales del desarrollo del cerebro, como ancncefilia, en- cefaloceles,y meningoceles eAPTTULD 4 + Sisoma revi Figura 1. Cerebro normal en un perro y haces ecogrfteas reauitantes en panos 1y 2 A: imagen de resonancia magnética sgt del cerebro normal de un golden revever qu usta o lecogrfico (panos 1 y 2 represents por las lecas) pas através del cerebro cuando el haz se cloca sobre lo obtener ecogramas transveros. Bl plano 1 muestra e haz ecoglico en ngulo perpendleuar alee largo dl cerebro para escanea es curnns ro ‘enti laterals: l piano 2 muestra el haz ecogrético en anguo caudal para mostra ecet ventric ye mesenoao. . imagen de eson ‘ransversa del cerebro de un pero normal mosrando eee del haz ecgrfico sobre la ontanla pra obleerecogramas de lines med yparasagiaes(lecns) Figura 1.2 A: hiroceafia.magon de resonancia magnéica tr unr a que muesralacolocacién del ja del haz ecogrtico para oben (ochasyplanos 1y 2 correspondentes). El plano 1 muesral haz en nguio lateral para obtener una imagen parasagjital E plano 2 masta fo az para escanear el cerebro através del hueso temporal 3, trcerventricul; CN, nile caudad; LL, vetricul lateral iquirdy tomo, B:Yenana foramen magno-Imagen de resonancia magnética sagt de un gato que muestra lee del haz ecogréfic (leche) para ecografiar el cerebro a tawds dal ramen ‘agno. plano del haz ecogréico pasa a través del cerebelo yd cerebro medio, Abajo ala derecha est el ecograma de un gato normal hecho a través magno, Abo ala iaquierda esta la magn hstl6gica hecha en un plano sina. M, cerebro modi: vermis, eon Figura 12 4 caPiruo + sions nse ANATOMIA ECOGRAFICA NORMAL DEL CEREBRO EN PERROS Imégenes transversas Se ha descrito la anatomia ecogrifica del cerebro en pe 110s normales (Hudson ef al. 1989) (Figura 1.3). La fisura longitudinal y los surcos espleniales forman una estructura hiperecoica como una sombrilla, que puede usarse como referencia para localizar la linea media del cerebro. Esto ¢3 Particularmente ttil cuando un defecto del créneo natural © creado esti situado asimétricamente. La circunvolucién Cingular se localiza profundamente en cada surco explenial Rostralmente, los miicleos caudados se reconocen como lunas estructuras curvas hiperecoicas, Los ventriculos latera- les se localizan medialmente a los néicleos catidados y varian mucho en tamafio segiin la raza, la edad y el individuo, La asimetefa es comiin. El liquido cefaloraquideo (LCR) es ane coico y puede hacer que los ventriculos laterales aparezcan en algunos individuos como pequetias rendijas anecoicas. A medida qui el haz se desliza un poco mis cattdalmente, aparece a la vista el fornix rostral El plexo coroideo es hipe- recoico y yace en el suelo de la porcién central del ventriculo lateral y el techo del cuerno temporal. Puede ser dificil dis ‘inguir entre el néicleo ci udado y el plexo coroideo adyacen- te en el ventriculo lateral, asi que en algunos perros, pued verse un tinico foco hiperecoico en cada lado de la linea me= dia. El ventriculo lateral puede verse si hay stuficiente Kiquido cefaloraquideo. En cachorros mayores y perros adultos, unas Hineas alternas hiperecoicas e hipoecoicas representan el sur 0 calloso, el cuerpo calloso, y el fSrnix. La comparacién con muestras histolégicas sugieren que la capa hiperecoica mis superficial es el surco ealloso, que contiene vasos con pulsacién. El cuerpo calloso esti formado por una superficie Figura 1.3, Ecogramas transversos de cerebro de un Yorkshire terir de un mes deeded Los ventric son asic pero dentro oe ls limites normals. A Figura 129, Anatomia sonogrifice vera del espinglunbar. sonogram longitudinal ya imagon esquemética eiquetada correspondent de a médula lumbar ‘caudal de un Beagle adult, obtenido mediante un enfoque transabdominal El cuerpo vertebral (V) tiene una forma curdlinea ncontundbl. En perros normale, tise ntact (0) puede ser una ventana acistica para ver pare do la médula (lechas.B:sonograma traneverso la imagen esque etiuetadacorespondiente nive del aspect caudal del cuerpo vertebral. Las punts de lca apuntan a la somibra aso cone cuerpo vertebral C:Sonograma tranwers imagen esque ta a nivel del aspecto caudal del cuerpo vertebral. Las puna de leche sefalan fa sombra retacionada con el cuerpo vertebra ‘AD aorta; y CVC, vena cava caudal. magenescortesa de D.Penninck capiru.os Fgura 1.28 32 caviTUO1 + Seman La médula espinal esti vascularizada por ramas ventrales y dorsales de las arterias espinales que se originan en las ar~ terias vertebr 2s, toricico-vertebrales y lumbares, Las ramas ventrales se unen para formar la arteria espinal ventral, desde 1b cual una rama central vasculariza Ia porcién central de la lula espinal. Ambas ramas ventral y dorsal vascularizan Ja médula espinal desde la periferia, Se ha descrito el exa- men de las ramas intra-parenquimales con ecografo Doppler (Hudson et al, 1995). ECOGRAFIA DE LOS PROBLEMAS DE LA MEDULA ESPINAL HERNIA DE DISCO El material del disco es hiperecoico respecto a la médula espinal, por lo que se identifica ficilmente (Hudson et al 1998 3). El material del disco herniado puede aparecer como un material amorfo, brillante, con margenes irregulares (Figura 1 al cirajano a comprobar que se han retirado completan 32). Durante la cirugia, la ecografia puede ayudar todos los fragmentos del disco. Las lesiones compresivas agu= das tienden a incrementar focalmente el didmetro espinal y a obliterar el canal central (Figura 1.33). La espuma o el gel hemostiticos in situ pueden imitar la presencia de material 0 (Figura 1 Algunos autores han descrito oscilaciones en Ia médula de espinal que atribuyen a pulsaciones en las ramas arteriales, y sugieren que en algunos animales puede haber una rela cin entre Ia ausencia de oscilaciones yun mal desenlace (Nakayama 1993). El significado de la falta de oscilacion sigue siendo controvertida, HEMORRAGIA. En unos estudios de investigacién que evaluaban la efica- varios firmacos para el tratamiento del trauma de 1h médula espinal, se realizaron ecografias para documentar Ja apariencia de la hemorragia (Finn-Bondner et al. 1995) La hemorragia aparecia como una regién hiperecoica que a visualizacion de los cos lineales asociados nor~ malmente a la médula espinal (Figura 1.35). Los hematomas traumiticos » el canal vertebral son amorfos, no homoge- D4; Tanaka er nes irregulares (Jones et al. 1996; Rault et 6). 2006) (Figura 1 NEOPLASIA La apariencia de la neoplasia es inespecifica y varia on eco- genicidad y uniformidad (McConnell et af. 2003;Tanaka et al. 2006) (Figuras 1.37 y 1.38). Los tumores pueden sur- Figura 1.30. Médula espinal lumbar normal de un perro Samoyedo de 3 mases de edad. Songrama sagital de Ia médula espinal lumbar caudal en ‘un cachoro, Las lechas apuntan a los cuerpos vertebrae. ,fnal de placas ‘ertebales, imagen cotsia de D. Penninck. Figura 1.31. Sonagramas longtudinales de una médula espinal canna nor ‘mal durante crugla La médula espinal (ere ls cursores) es elatvemente hioecoica, yas meninges son hipereoleas yrodean a quidocoaloraquideo anecoic. CC; canal ceva; d, duramacke y aracnoldes; E, espacio epidural 1p, plamade. El interfaz 6seo es hipeecolc e hiperatenvado, iitando la erauacion de cualquier estructura mas protunda, gir desde las vértebras © desde los tejidos blandos del canal espinal, como las meninges o la médula espinal. No puede diag de la lesi6n Gnicamente por la apariencia eco, nosticarse la localizacién exacta ni el origen y naturaleza ifiea, Los t= mores que st tgjide neurolégico pueden aparecer cn localizaciones inesperadas como el rifién (Figura 4.39) Las neoplasias multimodales o metastiticas, como el mie Joma miltiple y el sarcoma histiocitico diseminado, pueden afectar a multiples segmentos cervicales y a otras regiones del cuerpo como el abdomen, por lo que se requiere un eco: grafiado completo del cuerpo en la mayorta de los c280s. Los eximenes ultrasonogrificos seriados pueden ayudar a evaluar Ia progresion de la enfe medad neoplisica o la respuesta a la quimioterapia caetTwL0 + Siemanervan — 33 Fgura 132. Imgenes de un pero con hernia de disco intervertebral. sonograma longitudinal hecho cerca dela nea media, Se ve una pequefia canted de lial 6 dso hipereoico (lech) ent zone més profunda ala médula espinal hipoecola SC), Aparece algo de hemarrania (H como una rein hiperecoca més ‘pera ala nécia espinal B: en el sonograma longitudinal mes lateral se areca na catidad mas grande de atria de iso (leche). C: magentomogrfca aca de a médla espinal de! mismo perro mostrar el material de disco higerdenso (lec) ale derecha dela linea media. Fgura 138. Material do disco hernado compresivo en el canal vertabral de tn.gea | mataal do v0 hiperecoica (fechas) one margones regulars yeomprine a médula espinal (SC). Se ve parte del canal ental is al aes F ido enel sto quitiaio. Figura 134, Material de dlscoretrado con éxito en un perro. Se retné material {e disco que comprmia el espacio Intervertebral C4. El espacio subaracno- {eo o canal central fechas) son narmales: no hay evidencia de compresion imedular La estructura ecogénica (puntas de echa) que se ve dorsaimente al imédula espinal representa espuma hemastiica in stu y no debe contundrse con material de cisco. F fuido ene! sitio qurirgco. Imagen cortesia de . Pennine 3A capiru.os + sista erase Figura 1.35. Sonograma de una médula espinal traumatzada on un perro hemorragis dela méduia espinal aparece como una rgiénhperecica untas elec) que oscurece los cos lneres que se ven normalmente ena méau- la espinal CO, canal contra Figura 1.28, Hematoma en un pero, 2 das después dela hemi-aminectomia lumbar En este sonogram sagita, la esén con ecotexturaireguler y no ho- ‘mogénea representa el hematoma. Figura 1.37. Tumor inramedular (sarcoma) en un parr. En este sonogram longitudinal cbtenido después do una laminectomia dorsal, se apreia una masa (W con margones regulares en el canal espinal (Fido en also uitrgico, LESIONES auisTicas Se han descrito quistes intradurales 0 de la aracnoides espinal I como lesiones similares a quistes en el espacio subaracnoideo Wy dle perros y gatos (Galloway ct al. 1999). No estin surcados por epitelio secretor y por lo tanto no se consideran verda eros quistes El contenido de fluido puede ser de anecoico a isoecaico respecto a la médula espinal (Galloway etal. 1999). Las lesio- nes pueden aparecer septadas con lineas irregulares hipere: coicas. La duramadre puede presentarse irregular y engrosada, spinal comprimida puede aumentar en ecogenicidad. La Iinea que El canal central puede o no reconocerse, y la médula se cree que represe a la piamade en animales normales no es siempre visible (Galloway eta. 1999). Después del drenaje de los quistes aracnoideos 0 durales, puede monitorizarse la médula espinal para controlar la recurrencia usando el sitio qui ingico como ventana actistica (Hudson et al, 1998), SIRINGOMELIA Una condicién conocida como siringomelia, que consiste en’ la dilatacién del canal central con revestimiento ependimal (hidromelia) y Ja cavitacién dentro de la médula espinal sin revestimiento ependimal (syrinx), puede aparecer de forma’ secundaria a numerosas condiciones (Rusbridge et al. 2006) La siringomelia se ha descrito principalmente en relacién ccon el sindrome de la malformacién similar a Chiari tipo Ten Jos Spaniel avalier King Charles y en otras razas pequetias de perros, Otros procesos como el trauma, la neoplasia, los quistes epidermoides intrac neales,y la aracnoiditis pueden llevar a esta condicién (Kirberger etal, 1997; MacKillop et a 2006; Rusbridge er al. 2006)(Figura 1.40), En todos los casos, se cree que la siringomelia ocurre ‘como consecuencia de la dinémica alterada del iquido cet loraquideo (Rusbridge eral. 2006). Pueden también encon- trarse mielomalacia concurrente, con tendencia a aumentar ha ecog jcidad de la médula espinal por la obliteracién del canal central (Figura 1.41) MENINGOCELE Se evalué ecogrificamente a unién de la médula espinal asociada aun meningocel tun quiste intradural extrame- to de tipo M al, 1993). El lipoma aparecia como una regiGn hiperecoica dular, y a un lipoma en un x (Plummer et localizada dentro de un tracto hipoecoico que representaba el meningocele. Se pens6 que una estructura linear hiperecoica localizada dentro de! meningocele era el filum terminal, aun= que no se pudo confirmar histologicamente CAPITULO » Seemarenionn 35 Figura 1.38. Masa nradural extramedulr(N) en un foxhound americano con una historia de 2 moses 6 teraparesiaprogresva ernie, Se relizé una laminecto- ia sal nie! deC5-6, A: sonograma longitudinal en el ugar de fa laminectomia mostrando una masa ripoecoica (M) que comirimey alana la médul espinal (0 cial err echa) no puede vsuaizarse en est plano donde la comprestn es mayor, B sonograma transverso en C6-6, La méula espinal esta aplanada Yoesplazada latralmente aunque el canal Figura 1.38. Nevroblstoma en arin de un gato. La gran masa deforma los barns in yes etrogéne, con reas hpoocecas e hinercoicas ene meas Sl er reconcile una pega pocin dl edo renal CAMBIOS VERTEBRALES V PERIVERTEBRALES. Muchos cambios- como malformacién (espina bifida), es- pondilosis, espondiloartrosis, u osteoartrosis de las facetas anticulares, osteomielitis,discoesponuiliis fractura y tumor pueden afectar la forma y la ecogenicidad de las estructuras verterales y paravertebrales, La espondilosis vertebral crea un puente entre dos cuer= pos vertebrales alo largo del ligamento longitudinal ventral y aparece como un puente hiperecoico asociado a sombreado actstico. No puede visualizarse el disco en este espacio. La espondiloartrosis 0 la osteoartrosis de las facetas arti- cular aparecen como unas superficies hiperecoicas, rayadas inregularmente sobre cl espacio articular y asociadas a som 1.42), breado actistico (Figu I leca) es vibe en esta imagen. Puede verse una paqueia cantda de hemorragia, que aparece brian, en la supa vera ela mas, D, cisco intervertebral en C5-6.C: esonancla magnetca sagial matrando fa maga (Heohas) dorsal ala médla espinal (a nivel de (54.05 ciip de a qunta vérebra cervical: y C8, cuerpo def sxta vertebra cena, Figura 1.41. Mieiomalacia en un pro, Sonograma sail de un segmenta de la spina (9) después de aminectamia y drotomia, La médula es uitrme- mente poco ecogénica, ye canal conta no s visible, Nétse el udo aneroicn ‘en el campo cercano colocado pera servir como ventana acstca, En la espondilitis de disco, un enfoque ventral al disco afectado permite la visual di vertebrales hiperecoicos se vuelven irr icién de Ia pérdida parcial o total la organizaci6n de las fibras de los discos. Los contornos sulares y pueden ser interrumpidos por la presencia de focos liticas anecoicos o hi ppoecoicos.A micnudo se ve un drea hipoecoica de tumefaccién lateral y ventralmente al espacio del disco, También pueden estar afectados los 1 isculos o la grasa circundantes. Se pueden realizar aspirados con aguja fina guiados por ecografia de los discos afectados (Rault et al. 2004: Packer et a, 2005) Un absceso sublumbar aparece como wn irea de ho. mogénea a no homogénea, de hipoecoica a anecoi miirgenes mal definidos. Los érganos vecinos pueden estar afectados. En algunos easos, puede identificarse un cuerpo extratio dentro del absceso. El material sxtrafio aparece a menudo como hiperecoico, con o sin sombreado actistico (Figura 1.43) (Packer et al, 2005). Los tumor marios o las metistasis se ven como areas irregulares y no 68008 pri- homogéneas que destruyen la estruct {sea hiperecoica (Figura 1.44). EI tgjido blando involuerado aparece general: 368 eHPinL01 + sisemare Figura 1.42. Osteoarrsis de una faceta articular en un pera. Sonograma sagitl de un segmento de espina con una superficie hiperecoica ieguar a nel do as facetasarboulares (A) Figura 1.43. Absceso sublumbar con cuerpos extras (astilas cle madera) 20 un pero. Sonooramas Sagi ) ytransvers (8) de la region sublumbar inamada, no homogéneay princialmente hipoecoia. Las atlas de madera aparecen como interfaces lneleshperecccas fechas). En el cempo mas aljaco, a supercede ls cuerpos verebralesadyacontes es iregular, rob Domenie causa del priostis Figura 1.44. Osteosarcoma vertebral en un perr. Sonogram: Imagen etiquetada esquemtca (6. La superficie cortical ventral de este cur po vertebral lumbar esta moderadamente irregular © ‘Una masa (M) de edo blando no homogénea y principalmente hipoocoica se etionde a lo argo del apecto vetal de la vertebra Wy, vertebra aayacente ‘otmal. magen cortsia dD. Ponninck. Figura 145, Seroma en el ugar de una hom-laminectomia reciente en un pe ‘70. Sonograma sagita de ua ein hipoecoica y na homiogéea con mérgeres| imeglares, que representa un seroma (8) super en el lgar quia, hipoecoico de lo normal, con bordes irregulares. xutas de los cuerpos vertebrales pueden visualizarse cie del hueso. En casos agudos, puede verse un he~ ‘no homogéneo con ecotextura mixta en el lugar En los lugares de incisién pueden observarse seromas gperatorios. A menudo tienen margenes regulares y son oicos a anccoicos, con o sin septos hiperecoicos (Figura 1.45), ecoyraia intra-quirtrgica puede ser Gtil para determinar queda material del disco herniado en el canal veretebral o (Nakayama 1993). También se ha descrito el uso de gras espinal durante la Iaminectomia dorsal en perros ‘maliormacién ¢ inestabilidad vertebeal cervical caudal ma asegurar que la médula espinal ha sido adecuadamen~ nida (Nanai et a 2006). La ecografia también ser tl para Ta evaluacién de lesiones quisticas después jespara asegurarse de que el fluido no ha recurride n etal, 1998). Como en otras localizaciones, los as- jados guiados por ultrasoniclo © las biopsias del niicleo del Ne steles pence ealieaie si hay una'ventana ca satisfactoria disponible. adn ST, Huon JA, Coates JR (1995) Ulsasonogeaphic Boar ote oral canoe ginal cord and corrcason st ho BPW ser odsced spinal cord sums. Vee Radel Ulrasouod a Inher JG, eoinck, Bouin 1k, Sehelng SH (1995) Uleso- “uy hn a eel can dig. — fiie1995) Jam Ver Med Ase 207 1920-1920 ony AM, Cis NC SommeradSEWat PR (199) Corie ima- Be oe a boc cick ipl acs year atl Uso soe ishonJA.Finn-Bodner ST. CouesJR, etal (198) Color Doppler ima Se ermine the spinal cord afore ogee Kato! Uirsound 3312-50, JAB Dar S, Sci JE (199) Newson Vet ‘Noth As Sl Arial Pace 38948-971 Tero, Hadion J, Sojonen DC. ea (1996) Eee ot expevimeinal Serene oat bi ow Seiya fe rch Ista nl gaiglon of he dog: Meanurencn wing lcaopertve Doppler lsonogrpy, Vx Ril Ursound 97:138-140, uber RM psn 1 Dv Vga) 1997) Hyde inthe Giger Radiol Uesoend 983038 Shae Scher, de abun A206) cranial pero cpt ‘tbl sriplronyen na doy Ver Rail Ulround 47339 344, Mone Jf Carod LS. Dennis Ry Sth KC (203) lnaging of inal ephmbom ns dog er Rail Uasound 4537-54 CAPITULO + Seienavarion — 37 ‘Nakayama M (1993) Intraoperative spinal ulerasoneysaphy in dogs Nora Findings and case-hitory reports Vee Radiol Uleavound 3426-268, [Nana B, Lyman R, Bichsel P (2006) Lntaoperave vse of utssonography during continuous dosalminectonyy in gow dogs with cad cervical vertebral instability and malformation (Wobbler syndrome") Vee Sur, 35:05-169, Packer RA, Coates JR, Cook CR, Lattimer JC, O'Brien DP (2005) Su- lumbar absces and dscospondylitis in cat. Vet Radiol Ulrasound 6396-399, Plummer SB, Bunch SE, Khoo LH, Spaulding KA, Korneyay JN (1993) “Tethered spinal cond and an ira lipoma asocate witha azcele in 3 Mans-ype eat] Ani Vet Med Asoc 203:1159-1161, Rake DN, Beso JG, Ruel, eo (2008) Ulnasonoxzaphy of dcospon- dlls: Seven dogs and three cx: In-Anual Sent ¢ Conference of the Eoropean Asocation of Veterinary Diagnostic Imaging September 8-11, Ghent, Belgium, p 131 Rasbridge C, Geir D, Iskandar BY (2006) Syringomyelia Current conospts in pathogenesis, diagnosis, and wearment | Ver Intern Mes 20-46-47, “Tanaka H, Nakayama M,Takise K 2006) Intaoperatve spina sox ‘hy in two dogs with spinal diese Vee Radiol Ukraound 47. 99-102, SECCION 3. NERVIOS PERIFERICOS ‘TECNICA DE ECOGRAFIADO ‘A causa de su pequefio tamaiio y de su localizacién superfi= «ial, los nervios periféricos se ecogratian preferiblemente con ‘transductores lineales de alta frecuencia (> 10 MEI). Si es pre= iso, puede utilizarse una plantilla de alejamiento para colocar <1 nervio en la zona focal. El Doppler color de flujo puede ser Stil para diferenciar los vasos de los nervios.También puede set ‘itil tomar imagenes en miiples planos y seguir las estruceatas distalmente. Ademis, los nervios no se someten a ka presi6n, al contratio que los yasos, y el mover una extremidad puede ayudar a diferenciar un tendén de un nervio. La region del plexo braquial puede ecografiarse con son- das de baja frecuencia, dependiendo del tamaito del perro. El paciente se coloca en deciibito lateral con la extremidad afectada arriba. El plexo se evaldia con la extremidad to- talmente extendida y abducida. La axila se examina con la sonda colocada crineo-cauchlmente (perpendicular al eje de la extremidad).. ‘ANATOMIA ECOGRAFICA NORMAL DE LOS NERVIOS PERIFERICOS En la seccién longitudinal, los nervios aparecen como es tructuras tubulares hipoecoicas con paredes ecogénicas li- neales (Hudson ef al. 1996). La porcién media del nervio es principalmente hipoecoica, con pequefios ecos internas hiperecoicos dispersos (Figura 1.46). Las paredes de los nem 38 eHPhTMLOT + sista reco Figura 1.48. Songgramas longitusinales de un nerviocltico normal en un perro. Un nero normal es ura estructura tubular, poco ecogénica con pequotios ecns vios son mis brillantes y mejor definidas que las paredes de los vasos; las paredes vasculares son menos distinguibles. En la seccién transversa, los nervios son estructuras hipoccoicas irculares u ovales ‘También puede evaluarse el plexo braquial. En la axila, las estructuras mis grandes son los vasos axilares (arterias y venas), que aparecen eubulares y anecoicos, con paredes hi perecoicas lis (Figura 1.47). Mediante_ecogr: las venas pueden distinguirse de las arterias por su Doppler Doppler, caracteristico, su tamaiio mas grande, y su falta de pulsaciones visibles. Pueden ser comprimidas mis ficilmente que las ar- terias. Los nervios normales son pequeias estructura lincales hipoecoicas delimitadas por paredes brillantes. Los nédulos linfiticos axilares adyacentes a los vasos son estructura lisas ovoides, homog nicas. Algunas s, la grasa hiliar puede verse como una linea hiperecoic en el centro del parénquima. CARACTERISTICAS ECOGRAFICAS DE LAS AFECCIONES DE LOS NERVIOS PERIFERICOS RUPTURA La ruptura la transeccién de los nervios puede ocurtit aso ciada a fiacturas, a penetracién de objetos afilados, 0 a otras lesiones. La investigacién ha demostrado que I nervio dege nera ripidamente después de la transeccién. La degeneracién vwalleriana en el segmento distal causa una descomposicién de la mielinizacién que es mis se era en Ia porcién mis distal. El muitén proximal sufie una degeneracién traumi- tiea y es mis ficil de visualizar. Después del dati, la pérdida de visualizaci6n del segmento distal sugiere fi remente la ruptura, Es important sin embargo, saber que los nervios a menudo se hunden dentro 0 entre las estructuras musculares Intros hipereoics, celimtadas por paredes hiperecoicas inzales. :porcibn proximal del nervn (lech) cerca dl trcnter mayor (re), : nevi citen normal ‘ena regén mecio-femoral mostrandoparedes ecogénicas neal agutas (Necks, Ete nervio mie 2.5 mm de diet, Figura 1.47, Plexo braqual normal en un pero. I peso braqual lec esti ‘resent ene ls estructuras vascular anecoicas redandas (Los nerves ‘so poco ecagérionsyligeramete no homogénaos. M, misouleadyacent, y tendinosas, El conocimiento anatémico es necesario para asegurarse de que el nervio esti seccionado y que no tiene tun curso alterado, Los ex nenes seriados pueden ser dtiles para determinar cualquier evidencia de reparacién después del dafio, En algu: nos animales, puede formarse un neuroma en ef lugar de ly apareciendo a menudo como un bulbo hipoecoi- co en la ecografia, La regeneracién se ha descrito como un recrecimiento irregular con o sin formacién de neuroma, DESMIELINIZAGION SIN RUPTURA La desmielinizacién también puede ocurrir después de un trauma 0 una inflamacién que no son lo bastante severos para causar una transeccién, En estos casos, se visualiza m el nervio en la parte distal a la lesién. Es dtl la comparacién con el nervio del lado contralateral sano. (Figura 1.48). CAPITULO » Scbranervew 39 Figura 1.4, Sanograma de nero cidtico derecho en un perro con défct neuroliicas. Compaense esas imagenes con ls dl neva cic aque del mismo CCOMPRESION Ta compresién del nervio puede estar causada por masas lo tales como neoplasias o hematomas, por un vendaje externo incortectamente aplicado, o por un sindrome compartimen. fal El sindrome del tine! carpiano en los humanos causa inflamacion del neryio mediano, que puede ecografiarse dis talmente al rinel carpiano. La ecografia puede ser Gil para determinar sila compresién ha causado desmielinizacién tras anormalidades en el nervio afectado. NEOPLASIAS Los tumores de las vainas de los nervios periféricos en el plexo braquial en perros se describieron como estructura fubulawes hipoecoicas (Rose et al. 2005) © como masas f- siformes que exhibian una ecogenicidad mixta (Platt et at 1999) (Figuras 1.49 y1.50), Estos tumores pueden aparecer en jrax (Essman etal. 2002), Figura 1.49, Sarcoma dl nero mediano en un pero. Una lesén ce 20 mi de laopor mm 6 acto, pncpalmentehipoecoca(puntasdeflecha) aparece fal aa atculacén det odo, ao larg dela trayectora del nero mediano, enoen a Figur. A: nero citico (lechas) cerca del trocdnter mayor. B: neva ciatica cerca de a region medic-femoral (lech)! nervl ene un dlémett Yateley paredesireqlresinterurpdas (leche). El nevi et inflamada en la regén medo-femoca y mide 2.9 mm. OTRAS PATOLOGIAS DEL PLEXO BRAQUIAL En las avuliones completas o parciales del plexo braquial, se ve un drea de hipoecoica a anecoica, no homogénea,irregu- larmente demarcada, en la re i6n axilar. Esta drea representa el hematoma, Generalmente el tejido nervioso desgarrado no se ve ecogrificamente. Los tumores del plexo braquial pueden visualizarse g neralmente por ecografia si exceden de 5 mm. Estas masas parecen de redondas a ovaladas, va hipe mogéneas. an en ecogenicidad de ecoicas a anecoicas (Figura 1.51), y pueden ser no ho- asis a Ios nddulos También pueden identificarse meri linfiticos axilares en el dre: del plexo braquial. Los nédulos linfiticos afectados son tipicamente redondeados, de mode rada a severamente engrosados, y de leve- a moderadamente no homogi puede obtener un diagndstico detinitivo mediante una biop= eos. Generalmenie d aparece la grasa hiliar. Se sia por aguja guiada ecogrificamente. Figura 1.50. Tumor del vana del nevi radial Una masa echas) grande (5 ‘a de largo) aparece en elo caneal del cdo izqueréo en un Labrador Re- ‘reve de 5 ans de edad con cojera yaaa de los misculs d a extrema ante. La masa alargada esté bien detnda yes hipoecoca no homogénea. Imagen cores de K, Spacing, 40 cariru.0s sisemaneniso PROCEDIMIENTOS QUIRURGICOS Ta ulerasonografia puede utilizarse para guiar aspiraciones con wzuia fina o biopsias, o para localizar finales de nervios previ mente a la reparacién quirirgica, Después de la anastomosis, ha ultrasonografia puede utilizarse para monitorizar los nervios y determinar si esti habiendo curaci6n. La ecografia también puede ser Gtil en la reseccién de masas asociadas a nervios. Figura 1.51. Tumor de plxo braqual. Una masa (punta de fleca) grande (2 ‘om de largo por 1 cm de ancho), bien dina, oval y poco ecogénica aparece ‘ena regiénaxlar de esta pero Bernese queso preset por cojera Se dont io un sarcoma hisoctoo, REFERENCIAS Eman SC, Hoover JP Bahr RJ, Ritchey JW. Watson C (2002) Aa intea- thoracic malignant peripheral nerve sheath tumor ina dog Vet Raho Utesownd 43:255-259, Hiadkon JA teks JE, Beaund KG;Tovio-Kinoucan M (1996) Ukrsonogra phy of peripheral nerves during wallrian degeneration and regeneration following uansection.Vee Rail Ukraund 37:302-312, Pic SR,Gratam J,Cisman Cl, el. (199) Magnetic resonance imaging 2d ulesonogrphy in the dingo of» malignant peripheral nerve shet~ th rumor ina do Vee Rao Urseond 0367-371 Rowe $,Long C, Knipe M, Homof ls 2005) Uitasonographic evaluation of brahil ples rumors in ive dogs. Vet Radiol Uitasound 465144517, Atlas de ecografia en pequefios animales TT ‘PREPARACION Y TECNICA DE ECOGRAFIADO aisten tres métodos principales para ecografiar el globo Mediz: directamente sobre la cémnea,a través del parpodo, 0 ‘mayés de un batio de agua sobre el globo. H método usado mis frecuentemente es la ecografia con -lirinsductor apticado directamente sobre la cérnea y pro- ‘duce las imagenes de mejor calidad (Figura 2.1) Cuando se ecografia a través del pirpado aparecen arce- factos y degradacién de la imagen. Se recomiienda la técnica ‘de ccografia a través del parpado cerrado si hay una tilcera ‘corneal profinda un trauma severo reciente del globo, o una ‘inigl ocular reciente. La utilizacion de un baio de agua ayuda 2 ecografiar el campo mis cercano (cémara anterior). Sin embargo, un bafio de agua es engorroso de mantener en, posicibn,y no se suele usar con el equipo ecogritfico actual. ‘Los transductores de alta resolucién disponibles en la actua- Jidad tienen un bao de agua unido al transductor o bien ‘no equieren un bafio de agua para mostrar imagenes de las, ‘estructura superficiales del globo. Bl examen se realiza generalmente con el perro despierto. Por seguridad del ecografista y del paciente, se aconseja una sedacin suave para los pacientes revoltosos sila conten ‘manual es inadecuada para asegurar la posicién del paciente. Siel animal esté muy sedado o anestesiado, el globo tiende a totar ventralmente, Se afecta entonces el Angulo de incidencia de haz através del ojo. Si el transductor cubre la superficie {el gobo, puede ser dificil controlar la direccién de la mirada el globo (Figura 2.2). Esto es importante cuando hay que localizar una lesi6n dentro del globo. Se aplica un anestésico tépico a dosis de 1 2 gotas en la cdrnea, de 2 a5 minutos antes del examen. Se pueden utilizar diferentes geles acisticos. Se recomien- 4 un gel lubricante acistco estévl, hidrosoluble y aprobado CAPITULO 2 Ojo y orbita kathy Spaulding para el uso ocular, Es importante que el gel no contenga comservantes ni perfiumes.Al final del examen el gel debe ser enjuagado con un colirio estéril apropiado. Los transcuctores de alta frecuencia se seleccionan segiin clequipamiento disponible y la regién del ajo y de ka 6rbita ue haya que explorar. Se recomienda la resoluein mis alta disponible. Se utilizan los transductores con un rango de 7,5 4.50 MHz para examinar el globo y la érbita, Generalmente Jos transductores de 25 a 50 MHz son especificos para el ojo porque estin diseftados para ecografiar de forma Optima Jas estructuras de campo mis cercano dentro del globo. Son de la cérnea, la edmara ante- cexcelentes para alta resoluci rior el iris, el cuerpo ciliary cristalino, Eleuerpo vitroso y el {rea retrobulbar se ecografian mejor con los transductores de 7,5 2 13,5 MHz, Un transductor lineal proporciona imigenes, ‘ptimas de la estructuras de campo cercano, pero la manipu- lacién es mis sencilla con una sonda sectorial o convex con tuna base pequetia Los pirpadbos del paciente se mantienen abiertos manual- mente por la persona que sujeta al paciente mientras se ase~ gura la cabeza (Hager et al, 1987; Daiezye et al. 1988). Los perros de raza grande son mis dificiles de examinar porque pueden bizquear o retraer el globo dentro de la orbita y Jimitar asi el acceso al ojo. En general los globos oculares de tas razas braquiocefilcas son més accesibles. Geométricamente hablando, el globo es casi una es importante identificar la direccién del haz; es decir, donde haz entra al globo y la localizacién correspondiente del lado ‘puesto, Las imagenes del globo deben ser en planos sagi- tal, dorsi, y transverso (Figuras 2.3 ~ 2.8). Se utilizan planos “oblicuos seleccionados para delinear mejor la lesién. El globo entero se ecografia sistematicamente con un movimiento de abanico.El globo se ecografia. de un lado a otro en los planos sagital y dorsal y de rostral a caudal en el plano transverse. 42 carirmo? + opy sia Figura 2.1. Colocacién de a sonda Las imégenes pueden obtenerse através del parpado fiqulerda) 0 diectamenta sobre la cdrnea. Las mejores imagenes se bilenen crectamente sobre la cea, Eso requore retrae os pérpaes cigitalmente(erecha. Figura 2.2. Dreccones de f mada La crecion do la mirada influencia a secién del lobo expuesta El contol da crecion dela mrad s ita, Cuando el transductor se cloca sobre e globo a crecion de le mirada setae. Esto puede lear ala ocalzacién erénea de una lesén dentro dl oo. ST Figura 2.3, Plano sagia Un plan santa a wavés del jo dvde en mitades ized ydereca. El campo cercano de a imagenes en a cimea y a cémara anterior El campo jano representa vireo ylaretina La parte dorsal se coaca por conven en e lado laquirdo de la imagen. AC, camara ater, isto ¥V, overpo vireo. Figura 2.4 Esquema de imagenes sagitales. La imagen central rep capitulo? + Doyaeia 43 alsa sagital a ravés del lobo con disons guaes on las mitads derecha elaqulrda 6 go se ecpratia de un lado oro para obtener una vista completa del lobo entero (pianos 1-6). Cuando se exogratia desde un ada del 00, expone el ado ‘putt del lad lejad ct cabo. co ere acceso ala seccién posterior del globo suele ser mis dificil ‘enpacientescon el globo retraido, La gkindula salvar cigo ti, stuada ventral al globo, puede ecografiase con la sonda colocada ventro-laceralmente al arco zigomitico (Figura 2.) Laccografa Doppler o el modo A estandarizado pueden pro- porcionar informacién adicional, vascular o de mediciones, Figura 25. Plano dorsal. plano dorsal vig el lobo en as mitades dorsal y venir. La imagen debe exponerse de al forma que e lado derecho de ta agen representa et ado mesial nasal) del jo. AC, cémara anarir L,ycrstalio;y cuerpo vireo Se documentan en la imagen los marcadores posicionales apropiados que identifican la localizacién del transductor en relacién al globo, y se cambian con las nuevas posiciones. El mareador de la posicién de la sonda se coloca en la imagen para identificar el aspecto nasal (medial) en wn plano horizontal y superior (dorsal) en tun plano vertical (Figuras 2.3 y 2.5). 44 cartru.o2 + opyerte Figura 2.6. ESquama de planos dorsaes La imagen central representa el plano dorsal através del globo con dhiones iquales en las mitades dorsal y venta globo se ecograta de dorsal a ventral pra incr el lobo entero (panos 1-6) Figura 2.7. Plano transvrsn. Puede oblenerse una imagen transversa dl globo colocando el transtuctor en el ibo y ecngrafanda através del lobe. Pueden blenerse vistas racials del globo moviendo el transact alrededor de lobo, coniruwo2 Figura 28. Ecoratiadoretro-orita ealizase tanto la imagenes longilucnal (zquerda) como transversal (derecha) dol eg rero-orital para ini no otal. Eso se consiue clacanda el rans Fleura 2.9, Ecoorafiado de a olin zipomatica. A: las imagenes de lag 3 obtienencolocando el tansductor venta al reo cigomai caudo-rntal al clobo, Ba glindu case identifica como un tjdo n dfn (entre las cursors) con una fina ensula situada prfucamente a arc cigomatco, epresentado por el hueso sombreado hi C: resonanca magnéticatranevora corespondent, La glanduazigomatc ideniica pos fechas, veniral al lobo. D:resonanca magn alent, 46 cariuo2 + Opy data Los términos diteceionales usados en referen I globo son anterior y posterior (rostral a caudal), superior ¢ inferior (dorsal a ventral), y medial y lateral (nasal a temporal), Los planos y ejes del globo pueden imaginarse en ti lares a los de las direcciones longitudinal y latitudinal de la sierra, El eje ce centro de la ral del ojo es una linea imaginaria desde el 6rnea (polo anterior) al centro posterior de la esclera (polo posterior) (Figura 2.10). Exto es anilogo al eje de la tierra entre los polos notte y sur, Los grados del globo en cada plano pueden imaginarse cn términos de las horas en la cara de un reloj. Usando el je central c no punto de referencia central, hay dos planos perpendiculares primarios. Los planos ecuatorial (transverso) y meridional (longitudinal) son perpendiculares entre si ANATOMIA ECOGRAFICA DEL 0JO NORMAL La ecografia de la érbita consiste primariamente en el globo (globo ocular o bulbus oculi) y los anexos oculares, que Figura 210. Ee canta de! poo. Esta ine cena (lecha) es lana de _itcluyen los tejidos dentro del cono periorbital en el drea pivot a través el centro del lob. Este es el puno central de referencia. Los __retro-orbital (netvio Sptico, musculos oculares extrinsecos, 0s planos perpenccuares que Interseclonan en este punto de relerenca _vasos, grasa, y la superficie del hueso orbital adyacente) y los on os planos ecutrialy merional, Laloalzaiéndeunalesiinen unghto Ss ntedos y Ie glindulas (elena lacrimal » eliccduls redondo sin marcas espectias se conique usando ests laos yf pascin “dos blandos y las glindulas (glandula lacrimal y glindul rededor el. salivar zigomitica) alrededor del globo. Esclora Lino Cores fetia Comoe (Camara posterior Figura 2.11. Globo ocular norma Al globo conten la cara anterior a camara posterior ye cuerpo viven, Blas tes cémaras se identiieanen esta imagen tresénica.Caca camara conten fide anecoico. La ciara anterior AC) est bordeada porta cea (C) anterarmenteyelirspatermente La cémara posterior 2s una paqueta rea sitiada posterior risy antral cuerpo citar (C8) yo rsa (.).l cuerpo vireo (VB) estédelintadopasteormente yperiricaments aetna yanteriormente por el cistalna yo cuerpo ear (8), Elglobo esti compuesto por dos cdimaras (la anterior y la posterior) y el cuerpo vitreo ( 1 2.11). El globo contiene elitacto aveal (cracto vascular) que consiste anteriormente en dirs yel cuerpo ciliar y posteriormente en la coroides. El crisulino esti fio entre la parce anterior del ojo y el cuerpo vireo. La retina representa la mas intima de las eres capas de En el ojo joven normal, las tres cavidades (cémara ante- globo en el sey Ia pared nento posterior For.cimara posterior, y cuerpo vitreo) tienen una apariencia Imiecoiea, con presencia de pocos reflejos (Figura 2.11). Se AH. Se ha descrito en diferentes especies el grosor de la cornea y de Nara partes del ojo (Schiffer er al. 1992; Cortrill et af.1989: Borofka et a. 2006). falian mejor con una sonda de frecuencia de 2: capimuLo2 + ojystin 47 Dependiendo de la frecuencia de la sonda, la cérnea se presenta como una linea simple o doble paralela, ecogénic: con um centro anecoico (Figura 2.12). La primera Iinea muy brillante es la superficie de la cérnea, El stroma es poco brillante, con una segunda linea muy brillante en el endotelio © la membrana de Descemet La unin comeo-escleral (limbo) se define por la transi cin entre la c6rnea poco brillante y la esclera muy brillante La imagen de la esclera es una estructura muy brillante com parada con la cérnea. Generalmente se puede diferenciar la esclera de la episclera suprayacente y del cuerpo cifiar y la retina subyacentes (Figura 2.13) La cimara anterior es dificil de ecografiar a causa de su compresibilidad, tamafio y localizacién en e campo cereano. Figura 2.12, Gérmea normal. La cdma se ve mejor con un transditor de 25 a 50 MHz La cémoa ten dos lines paalela con un centro de anecocn a ligeramente tcxgnice, A: sonogram 6e alta resolucin de a cbrnea Bla unién se acografia con un ansductor de 25 M2. La unin coneo-esceralse define po a rnsiin cas dos lineasparaleas con un centro de anacoico ecogénico repesentado por la céknea (6) yf dltioveldn de eco més uniform, mas aml dea sclera. iy bln (5.C: a unin comeo-escerl, la cémara anterior (AC, a cpsula anterior dl cristalne (puta de cha) y pate dels). La supercede la cémea. {silgeamenteaplanaa por la aposicié dela sonda/tandot.D:representaién esquemetica de ests esucturas. VB, cuerpo vite, carro? + oye Figura 2:13, Unin corneo-esclral. A: la unin comeo-escleral no puode sr lucin de a unig creo: excel Lain recta superficial bint (ec) representa el inter Figura 2.14, Pano sagita del lobo normal La cmaraantrioy, ol cuerp umojocanino. 8:Imagen modificada y de D Pannince La camara anterior esti delineada por la cérnea, el iris, y la cipsula del eristalino central anterior. Esti distendida por el humor acuaso anecoico no celular (Figura 2.14). Normalmente la cimara posterior es poco superficial, esta ia del crsitalin ocalizada entre el iris y la peri ¥y contiene humor acuoso que esti producido por el cuerpo ciliary fluye desde Ia cimara p smavés de la pupila. La del globo, esti compuesta py erior hacia la cimara anterior a que representa la capa vascular riormente por la coroides, mientras que la fivea anterior se co y el itis (Figuras 2.15 y 2.16), reece os contenido intormas del rstalno son anecoicos. A: sonagrama longitudinal ra ater, y PC, cara posto. Nétese a escerosis del nileo que fecal rstalino, Imagen corel El iris es un diafiagma dindmico, muscular, conteictil con tuna obertura central (a pupila). El tamatio de la pupila, que puede variar ripidamente de diimeteo (Figura 2.17) permite que penetren diferentes cantidades de luz hasta la retina en la superficie posterior del globo. Los miisculos del iris controlan la aparece como un hueco la pupila esta contraida o cuando e confindir el iris con la anterior del cristalino. El iris, que es la demar- cacién anatémica entre las cimaras anterior y posterior, es contiguo al cuerpo ciliar en el plano ecuatorial en la periferia , a carinwo2 + nytt 49 Figura 215. ris ycverposcilares normals. A: Molo plstico de is y del cuerpo cla, que son parte dl sistema weal B: lis () seve en la superficie anterior {rst y anlar al cuerpo ca. ‘pas al cue clr, como se apecia alrededor de a periteria dt tid globo. cucrpo cilia es alamente vascular y forma la ora emus a nivel de la unién con la coroides. El humor acuoso ‘sti producido por el epitelio ciliar, que yace en la superficie 441 proceso cilia. El cuerpo ciliar contiene fibras museulares gue regulan la forma del cristalino, El cristalino esta sujeto en imentos suspensores (fibras zonulares), sl ecuador por los lig Las zbnulas se ven como estriaciones que se enganchan al fontorno del cristalino. El iris, el cuerpo ciliar y las 26nulas s¢ ¥en mejor desde una vista transversa u oblicua, El cristalino esti compuesto por la cfpsula, el epitelio anterior, las fibras de la lente, y el néicleo, La cipsula es como, lun envoltura que encajona al cristalino, Las fibras del crista~ lino que componen la mayor parte del cristalino estin colo- ‘eadas en capas, con el cértex formando la capa exterior del aisalino y el nficleo localizado en el centro. El cristalino esti, Principalmente sujeto en su sitio por los ligamentos zonula res del ecuador. El cuerpo vitrea contribuye a mantener el eritalino en posicién en la parte posterior. rs rodea ala pupa contol su tamafo coma se apreiaenlamagen del plano transvereo. D2 en estrocha >. __#é Figura 2.16. Cuerpos cilares normals. £1 cuerpo cilar con las zinuas para ‘conectar al cstalno, aparece como unas estructura hipeecoicas (laches) en el ecuador (petra) del cristalino, Esta es un rea frecuante de neoplasia ‘cular primaria. Con a contracin de ls bras musculares on el cuerpo cia, las zinulas ayudana justar el tamatio del ritalin, cartrao2 + opy eta Figura 2.17. Pupila normal Etat de fa pula es sndmico y se conroa por la contracisn del rs, A-: estas ime «dela pupa (lec) como se aprecaenel plano tanevers, Figura 218, stalin normal Cuando e az ultresnic interact conf superficie del cristata hay un cambio en la impedaneaacistia y se produce un ue rel, Esto se ve como una linea hierecoica curvinea fina tant en la superficie anterior como en la posterior del cistalio normal, La posidioncambia segin ‘Angulo en que hazncidentegoipes al erstano, lo que a menudo esl para dentiicare orde del mismo. Est se ve slo en el nglo perpendicular de cistalng 1 no alrededor de la curva completa de crstaino.A-C: en las ies imagenes, ndteseel cambio en fa pasicdn del reteo especuarflecas) cuando se cambia Angul a tras del ooo. del cristalino normal es anecoico. Guando se ecografia perpendicularmente aparecen interfaces, Iiperecoicos curvilineos en los mirgenes anterior y posterior Gel cristalino, como resultado del refigio especular. Este reflgjo ti eauado por la diferencia de impedancia actistica entre el fluo en b cimara anterior y el ulasonido que interactéia con Lasuperfcie del cristalino (Figura 2.18). Los mirgenes curva- tos peiffricos del cristalino normal no se ven. La superficie ssuave y ligeramente convexa. El tamaho del cristalino vari segin las especies. La superficie anterior del cristalino puede Ser difell de separar cel iris a menos que la pupila esté dilatada, Elnicleo normal tiene la misma apariencia que el cértex del Grsalino. I crisalino puede producir artefactos a medida que elsonilo se acelera a través de ly a causa de su tamafio, puede Faber reftaccién del sonido. Esto se manifiesta en la cémara posterior yla pated posterior vando hs protrusiones de Baum sonfieren una forma anormal al globo ocular (Figura 2.19). El cuerpo vitreo se encuentra posterior al cristalino, se fatiende hacia el aspecto posterior del globo, y lena la cavi- th vita. El cuerpo vitreo es una estructura espesa, acelular, dztinos,, compuesta en un 98% de agua, mucopolisacaridos ¥ fcido hislurénico, La cavidad vitrea ests delimitada ante- alas del crisalino y la cipsula posterior pposeriormente por la retina (Figura 2 0). El cuerpo vitreo se engancha principalmente en la regién del disco dptico (base vitrea) y en la ora serrata, y forma la fosa hialoide, wna indentaciOn densa fibrlar, para adaptar la superficie posterior tl crisalino. El cuerpo vitreo esti densamente comprimido capinu.o2 + ojoy tia 51 Figura 2.19. rtetecto de protrusén de Baum, Puede produor una forma anor ‘mal de a pare posterior del obo, Esto ocure causa dela etracion de ul- trasonido cuando pase através del ete El urasonido curva oefractado Puede enfoncesrefljarse desde una parte mas ane y cercana del glob. Las ec0s se desplegan a una posiciénerinea yparecen ser "baches"(leca) nla superficie posterior dl plobo. Cuando el sonido va através del centr de lalente, a refraccin no ccure ya pared posterior nose escora cn la superficie posterior del cristalino excepto en el polo posterior, donde rodea a la unién del canal hialoide (canal central o de Cloquet) (Figura 2.21), Este canal se extiende desde la superficie posterior de la lente a través del cur po vitreo, hacia el disco 6ptico en la superficie posterior Xe Figura 220. Cavted y cuerpo vrees normales Ei cuerpo vir 6s una masa gelatinosa, edonda,aceulary espesa, normalmente anecoca est sitiado en la aed vie. Et iitado por a retin, la corde, yl escleraposterirment, yo cuerpo cial superficie cesterior del cstalino anterormente std engan tha picpalmeneal disco pico y aa superticie posterior del rsialino. A: plano saga, B: tensversa-oblcua, 52 cariru.o2 + opydie Figur 2.21. Gana hyalode Puede verse como ura déit membrana que se ‘tind desde la superficie posterior de a lent hasta el dsc dtc. Cuando hay degeneraciin vite, esta éea puede hacerse mas evidente (ete las l= ches). En ast plano dorsal las eces dls representan una lve degeneraién el vite pero el canal est ie de cos. Figura 2.22. do fetal Este eso lobo de un eto de aproximadamente 4 das Nélese laine rect desde a supericie posterior del cristal asta la super ‘le posterior de lobo. Es un vas hialode evidente que suminisa nutri al ‘isiaino. Tiicament este vaso no est presente después dl nacimiento del globo. En un ojo embrionario, este espacio (Figura 2, vaso en adultos, La super ). el cuerpo vitreo contiene Ia arteria hialoi Pueden existir remanentes de este ficie posterior del cuerpo vitreo, situado en la proximidad de la retina, no tiene una membrana real sino que se refiere como la membrana hialoide posterior La pared posterior del globo esti formada por una fina capa, hiperecoica y suave que representa las capas combina das de la esclera, la coroides y la retina. No hay una diferen= ciacién entre las tres capas en el globo normal. La retina ¢s la capa mas anterior, y la esclera forma la capa posterior. La retina se extiende desde el nervio éptico hasta la ora serrata situada justo posterior al cuerpo ciliar. En perros y gatos, el disco Sptico esta situado ligeramente ventral y medial a la pared posterior del globo. El nervio éprico cursa en un cami no recto u ondullante desde la superficie posterior del globo en el disco dptico hacia dentro de la peri-6rbita de la retrobulbar, hacia el canal éptico en el erineo (Figura 2.23), También puede evaluarse el espacio retrobulbar (cono periorbital), que incluye a los miisculos extrinsecos oculares cl nervio éptico, arterias y venas, y grasa periorbital (Figura 2.8). EI hueso frontal, que forma la pared medial de la érbita aparece como un interfuz hiperecoico asociado a un som breado actistico. Los méisculos orbitales extraoculares son cestructuras lineales hipoecoieas que se enganchan al globo. El nervio éptico es una estructura fina, lineal, hipoecoica deli mitada por Ia grasa hiperecoi: ecografiarse l lateral (tempo a, que ew cente, También pueden glindula lacrimal lobular, que esti en el lado ) de la drbita, y la glindula salivar cigomsti- ral y caudal al globo y ventral al cono orbital (Figura 2.9). Este enfoque puede utilizarse para aspirar tejida de una masa situada posterior al globo. ECOGRAFIA DE LAS ANORMALIDADES OCULARES Y ORBITALES | CORNEA Y CAMARA ANTERIOR El tamaho, la ecogenicidad y la apariencia de las capas de la cérnea pueden cambiar con la patologia corneal, a causa de inflamacién, degeneracién, neoplasia, trauma 0 patolog corneales especificas, como la keropatia bulllosa que ocurte con enfermedades que afectan a las eélulss endoteli sdeb superficie corneal posterior (Figura 2.24). Su degeneracién deja de regular la cantidad de fuido intracstromal,evando aula formacién de bulls y 2 la posibilidad de tieeras cornea les. La infileacién del limbo causada por neoplasia o tejido de granulacién puede identificarse como un focal de la efrnea o la esclera. La determinacién de la profimn- didad y la involucracién de la masa son titiles para el pronds tico, porque es mis reservado si la masa del limbo se extiende mis alli de sclera hacia el cuerpo ciliar (Figura 2.25). El engrosamiento de la esclera puede respaldar el diagndstico de escleritis © episcleritis, La cornea y la esclera se unen en el limbo 0 unidn cor neoescleral y forman el Angulo irido-comneal junto con el irs En pequefios animales, este angulo representa el lugar mis cwpirw.o2 + opy dn — 53 Fira 2.23 Nevo cisco dpticas normates En perros y gatos clo el nevi Opios estén stuados or fa pared posterior de gba A‘Amenud el ngulo el az va de ligerariente anterior dorsal a posterior ental lech). s8ccin del nero 6tico. : la resonanca magnéica muestra e fev dpticoenel centro y los miscues exta-oculares en la perria enero etic seve como una estructura lineal, a menudo onduante,hpoecoia (fecha) uecarsa desde la pared posterior del globo haca dentro de fa regin rero-rbital. Es hpoecolc en relacén cn a grasa circundant.D: os misc hipoea pusden aparece de un tama y ecogenicidad similares peo se enganchanprincipalmonte a a prferia del labo, y su psi ayudar acting del nevio {go 8 nervio ptico iene en general menos de $ mm de anchura entre ls cursoes) E: Doppler color de las vasos oculres al ago dl nero Otic, Fura 2.24. Koratopettebutlsa. La cémea puede ecograiarse con un transductor de 10 MHz pero se evan ms enfermedades con un transtuctr de (or) A cdmea normal. B: Keratoptia bullosa Nbtonse la eas quistcas dentro de la rea anormal 54 carirwo2 + opyeoma Figura 225, Tumor del limbo. A: fotografia de un melanoma canin del Ibo (leche) B: ls lechas seialan la masa ecogSnica, que parece comunicarse con cuerpo cia adyacente. cuerpo cla est engrosado,y se sospecta de inltracin focal relevante para la salida del humor acuoso, Cualquier cambio primario o secundario en el éngulo puede interferir con el flujo normal del humor acuoso y provocar un glaucoma j Una cémara an ‘or agrandada puede asociarse con glau- coma, afaquia, 0 dislocacién posterior del eristalino (Figura 26). Un tam: tuna subluxacién 10 pequeiio de la camara puede asociarse a nterior del cristalino, a trauma, a tumor,¢ a compresién con el eransductor (Figura Los detritus de células y fbrina dentro del humor acuose aparecen a menudo como focos ecogénicos que se mueven con el movimiento ocular (Figu 8). La masa puede estar libre o adherid al iris, al cristalino 0 a la cérnea (Fig 29).A menudo la presencia de flujo vascular dentro de tuna masa es teil para determinar si la masa es un co lo | sanguineo o un tumor, y puede ayudar en la determinacién del tejido de origen ee eee ee La uveitis es una inffamacién del eracto uveal (Sapienza igura 2.28 Luxacén posterior cxistaling ecogénico (carat) oy 41 9000:Van der Woerdt 2000). Cuando esti involucrad tion fa prcn posterior del custo veo, cerca del disco dptco. Se ven“ al 2000;Van der Woerde 2000). Cand hom ‘exteturascuriines iregulares oatca de la capsulapostenoc del ristaino, ‘la dvea anterior, se llama iritis e iridociclitis. Si la inflama- Imagen cotesia de 0. Pennine. Figura 2.27. Cambios en la cémara anterior. A: Normalmente la cémara anterior conten fido aneccico. La cémara puede comprimirse con una eve presén dd transductor, o que obstacula su evluacén. B:Turr del cuerpo cillar con extensin local dentro dela cémara anterior. La masa es un tumor deculs redondes, ‘maligno, anapsico, con inrasién del irs, dela esclray de la cOmea Estaba poco cferenciado, y se sospeché de un melanom malign. C: hay un enarosamienta focal dens causa ora resenca de un melanoma (ech) Hay hyo sanguine dent ce la masa Le cémara anterior est agrandns a causa del giucona, caPiTULD? + opyéom — 55 Figura 228. Lnfoma ders, fotograia de un rs engrosadoy de un initrado foal (loca) en la cémara anterior B y C: a masa ecogénica hi ais ech) y se continda con els (ec), Gon involucra a la parte posterior del tracto uveal, se cla- Sfiea como coroiditis.A menudo el proceso inflamatorio ‘iwbluers a la retina y entonces se llama corioretinitis, Las anormalidades principales asociadas al tracto uveal incluyen, uistes, neoplasia, ¢ inflamacién. Los quistes irido-ciliares se psentan como Gnicos maltiples (Dechr y Dubielzig 1998; Spies tal. 1998). Los quistes tienen una pared fina y no. fienen reflectividad interna, Los quistes pueden formarse en itso en el cuerpo ciliar y extenderse dentro tanto de la fimara anterior como de la cimata posterior o el cuerpo vineo.Pueden aparecer en cualquier raza, pero hay una pre- fisposicion en Golden retriever, Gran Danés, Rottweiler 0 Labndor Recriever: Los quistes, que son generalmente con- sinitos, pred ‘uexpo cilia, l iris posterior o a la c6rnea, Su hallazgo pw star fiotando libremente 0 enganchados al Ser incidental, pero los quistes irido-ciliares pueden causar 30). Los tumores del iris y del cuerpo ciliar pueden aparecer también uveitis o glaucoma (Figura 2, como masis focales © como un proceso infiltrative difus. Hltumor intraocular mis comin en perros es el melanoma yseasocia mis a menudo con la fivea anterior. En perros & importante distinguir los melanomas del limbo de los mela~ porque los tratamientos son diferen- iss El cuerpo ciliar se ve afectado habitualmente por otros fmores, como el linfoma, el adenoma, el adenocarcinoma, y euloepicelioma o la metistasis, CRISTALINO Las anormalidades del cristalino incluyen cataratas (corticales omucleare) i jefaccién del cértex, intumescencia (hinc 25n) lel cristalino, ruptura de la cipsula anterior o posterior, leaticono posterior, membrana retrolenticular, subluxaci6n, b dislocaci6n. Las cataratas son cambios degenerativos del crigalino (Gelact y MacKay 2005). Una catarata provoca tn. eco auumentado en varias localizaciones dentro del cristali- no anecoica. La ecogenicidad, forma y tamaiio del cristalino pueden cambiar segiin el tipo de cat cambios dentro de un eristalino con catarata producen hete- ay su duracién, Los rogeneidades actsticas, El método utilizado mis habitualmente para clasificar los ‘cambios en las cat 1s se bast en la topografia o en la etapa cde maduracién. Aunque ambos métodos pueden usarse el= nicamente mediante el examen con limpara de hendidura parece mis apropiada una clasificacin que describa la locali zacién topogrifica de la degeneracién de la lente al utilizar las imagenes. Segiin su localizacién dentro del cristalino las cata- ratas se denominarin capsular, cortical (anterior, posterior 0 ecuatorial), 0 nuclear (el centro del cristalino). La clasificacién basada en la etapa de progresién de la catarata es unnaclasifica ci6n clinica, ¢ incluye la catarata incipient, la inmadura y la Je opacidad completa, respectivamente, Estas etapas mantienen madura con < 10% 10-100% de opacidad parcial, y 104 el volumen de la Jente (puede estar ligeramente incrementado en hs cataratas hiperosmaticas maduras diabéticas). Las cata ata hipermaduras y de Morgagnian son etapas mas tardias en las que hay reabsorcién cortical. En estas etapas el grosor del cristalino esti Jucido y las eépsulas aparecen arrugadas bios pa den evaluarse ecogrificamente, La resorcién puede detectarse como una disminucién del grosor antero- posterior del cristalino, En una eat cortical, losreértex anterior y/o posterior se vuelven ecogénicos, y puede ser-apa- rente la capsula entera, y no Gnicamente la region del reflejo especular y las suturas corticales pueden volverse ecogéni if cas y ser identificadas, sobre todo desde un plano transverso (Figuras 2.31 y 2.32). Un niicleo que se vuelve ecogénico se denomina catarata nuclear. Los cambios pueden progresar hasta involucrar a todo el cristalino (Figura 2.33). Una eatarata de Mot 1a, con el miicleo volviéndose libre y mAvil dentro del nian, que ocurre cuando el contenido del cristalino 56 cartw02 » opyerite ‘Figura 2.29, asas en a mara antarior. : Tumor del cuerpo car con extensnlacal dento de i cémaraantro.La masa es utumor de dlls redo, ‘maligno, anaplsico, con invasion deli, escera ya cbmea. Estab poco diferencia, y se sospeché de un melanoma malign. Hay una gran masa o mara anterior, que est stone, compte con un melanoma maligno surgido del rs. B: La cémara anterior est agrandada y relenada dfusament rio cellar ecogénico. Esto eraun adenoma pte surido del cuerpo doi C: Elis est engrsado ene margenes Irequares poco defnds a causa deo linfomainfitratvo. ets est dftusamenteengrosado especialmente en odo zqulrdo Esto es una histoitass maligna que invluta al isl cues eer ura 2.31. Cataratas corticalesy otras conleiones que imitan a as cataratas. Ao reo especularcurvilineo hiperecoico normal lech es perpendicular al hz etrasonio incident, Beis (ouna de fecha) est en la superficie anterior del cristal, la pupa est en el centro, y ele especuar curio est ona Supeticle poster cl cristal (Mecha). I cristal tine as lneashiprecocas(purtas de fecha) lo quo indica caries tempanos dela caarata La linen urine hiperecic fuerte (leche sel elo especular posterior en la supercede critalino, sto ayuda a identifica la psiién dela calaata convo dl cist no, més probabe ela suerte del nicl. D: lesan tene una fra linea iperecoia (echas) alrededor del lente compatible con una catarata cortical Las iperecoicas mas ruesas (puna de lea) en el cristal representan a envolura a sutras del it del cistalino por la aterata E la supertce del estalino tene un bordehipeetdco (fechas 8 cHPmTULDS + custo Moviéndonos dorsilmente desde la glindula saivar man= dlibular, mediante el uso de un plano dorsal. la glandula salivar parétida aparece como una estructura menos visible, hete~ rogénea y poco definida, lateral o caudal al canal auditivo externo curvilineo, \VASOS Y NERVIOS. Los vasos mayores del cuello que pueden verse por ecografia, son las venas yugulares y sus ramas prineipales y las arterias car6tidas comunes y sus tamas mayores (Wisner etal. 1991), Otzos vasos, como las arterias y venas tiroideas, son mis pe- quefios y no se ven con continuidad. Todas estas estructuras se ecografian en planos sagital 0 transverso. Algunas pueden, verse desde la linea media ventral, mientras que otras se pue- den ver mejor con el transductor lateral a la linea media, Para as estrscturas vasculares y la glindula troides, el plano sagital se obtiene orientando el transductor en una direccién de craneal a caudal y rotando el plano de ecografiado 30° a 45° medialmente a vena yugular externa (Figura 3.4D y E) yace superfi- cialmente en el surco de la yugular. Cranealmente, las venas maxilar y linguofacial se unen para formar la vena yugular ‘externa en el aspecto caudal de a glindula slivar mandibular (Figura 3.4B). La vena yugular se comprime con facilidad, asi que debe ponerse muy poca presiGn para ecografiarla Bl transduetor debe colocarse en el surco de la yugular en, tuna orientacién sagital y angularlo 45° respecto a la linea, media. La pared de la vena yugular es muy fina, y el lumen, es anecoico. Con ecografia Doppler color © Doppler pulsado, se ve un flujo suave, laminar (Figura 3.4F), Esto es dificil de demostrar porque la sefal Doppler es mas débil cuando el vaso yace a casi 90° del haz. Una ligera angulacién del ransductor en direcci6n caudal, asi como el control de la correccidn del Angulo, mejorari la imagen Doppler. Ocasio~ nalmente puede verse un débil flujo pulsitil referido desde Ia arteria cardtida. La arteria carétida comin esta situada en estrecha asocia- ign y paralela a la triquea. La arteria tiene una pared gruesa, hiperecoica y un lumen anecoico (Figura 344 y C) con una forma de onda en el Doppler pulsitil (Figura 3.4G). Cada arteria se sitia en el margen dorsolateral de la triquea, y los inisculos esternohyoideo y esternotiroideo se sitian ventro- medialmente a ellas. EI miscullo esternocefilico yace entre la arteria cardtida comtin y la vena yugular mis superficial, La arteriacar6tida comin se bifirea en las arterias carbtidas in- terna y externa medialmente a la glindula slivar mandibular. La arteria earotida externa continta en una linea reeta desde 1a arteria ear6tida comin, mientras que la arteria carétida in tema tiene un dliametto ligeramente mas pequeio y corre medialmente en un éngulo de 30° (Figura 3.44). Se puede ver ocasionalmente el bulbo carotideo, una dilatacién focal de! Jumen arterial en el origen de la arteria carétida interna, Mediante el uso de un transductor de alta frecuencia (8 a 12 MH2}, se puede ver el tronco vagosimpitico cerea de Ja vena yugular interna y dorsal a la arteria carétida comin dentro de la vaina caroridea. En la orientacién transversal vaina carotidea aparece hiperecoica y abarca la arteria ca rotida comin, el tronco vagosimpstico y la vena yugular tern, El tronco vagosimpitico ¢s dorsal la atteria eardtida comin y aparece hipoecoico, Puede verse desde la regidn laringea hasta Ta entrada del t6rax, y no hay estructura vas- culares visibles en su interior. El tronco vagosimpitico tiene ‘un didmetro aproximado de 1,2 +/- 0,4 mm, que varia seat cl peso del animal (Reese et al. 2001). GANGLIOS LINEATICOS Los ganglios linfiticos mandibulares son estructuras pequetias, ‘ovales 0 con forma de rifién, situadas medial y caudalmente a las glindulas salivares mansdibulares y agrupadas alrededor de Ja vena yugular. En general estos ganglios son levemente hi- poecoicos respecto a la grasa circundante, aunque pueden ser isoecoicos. Normalmente hay de 2.a 3 ganglios linfiticos en «ada lado, Los ganglioslinfiticos rewofaringeos medial y Lateral son dorsales ala faringe y mediales a ghindul saivar mas dibular (Figura 3.3). El ganglio linfitico retrofaringeo medial « mis grande que la mayoria de los ottos ganglios cervicales y puede tener més de 0,5 em de difmetto y 2-4 em de lango. La porcion eraneal de estos ganglios suele ser ms aneha que lt parte caudal, que es mis fusiforme, Estos aparecen ocasional= ‘mente como dos 6 tres ganglios estrechamente asociadlos. Los ganglios linfticos mandibular, rettofaringeo y cervical craneal pueden verse en perros normales, dependiendo del tamatio del gangtio y de la frecuencia del transductor. Los ganglion estin generalmente bien definidos, son ovales y de menos de 0,5 cm de didmetro. A memudo, los gangtios linfiticos cervi- cales superficial, situados en Ia cara latero-ventral del cuello caudal, estin vinculados y son significativamente mas grandes que los de la regién cervical eraneal. Estos ganglios pueden encontrarse superficialmente en la regién preescapular y li geramente dorsales al surco de la yugular. LENGUA La lengua esti unida a los misculos vinculados milohioideo y genihioideo que estin unidos a la rama de la mandibula y al aparato hioideo. El milohioidco se origina en cl lado ‘medial de la mandibula, y el genihiodeo en la rama de la ‘mandibula. Ambos mtisculos se unen al hueso basihioideo caudalmente, La lengua es hiperecoica respecto a la muscu latura (Figura 3.3). SINCE Gaudalmente a la lengua, los ca des gos tiroides y er pesentan superficies ecogénicas y producen tin sombreado aeiico en el campo lejano. En la orientacién sagital, la epi- loti es una linea ecog nica corta paralela a la superficie del tunsductor y dorsal a la porcién craneal del cartlago tiroides. Su movies 1 al tragar ayuda a su identificacién, En la secci6n transversa los cartilagos aritenoideos apa- carmmo2 ciety 87 Al orientar el transductor eransversalment . ventral all cartilago tiroides aparecen los pliegues vocales méviles. El transductor se mueve entonces caudalmente hacia la unién de los cartilagos tiroides y cricoides y se dirige cranealmente hacia los pliegues vocales, que estin unidos al proceso vocal del cartilago aritenoides dorsalmente y al cartilago tiroides ventralmente. Los pliegues voc n en los ligamen- tos vocales situados crineo-medialmente, y el miisculo vocal ‘que continita lateral y caudalmente hasta unitse a la laringe ‘omio tin par de lineas ecogénicas orientadas paralela- mnente al rans Los ligamentos vocales aparecen como unas bandas verticales uctor y dentro del cartilago tiroides cerca de es ( tos verdaderos pliegues vocales h hiperecoicas en la laringe central que contactan cada tino con lsparedes later a 3.6), Entre el cartilago aritenoides la porcidn ventral del cartilago titoides. Los procesos vocales yy tunas bandas hipoecoicas del cartilago aritenoides son lineas hiperecoicas que se unen nnedialmente a la pared del cart ago tiroides. Esto representa _a los ligamentos vocales dorsalmente. El espacio leno de aire Thinsercién del pliegue ariepiglético desde la epiglotis en la entre los pliegues voeales es la rima glotis. La mineralizacién porcién ven al del proceso cuneiforme del cartilago arite- de Los cartilagos laringeos puede dificultar la vista de los pli P g P P noides ¢ llaman falsos pliegues vocales \gos tiroides Figura 35. imégones ransversa yparasagtal de a lengua canna, A: el miscul de a ongua es hipereccico respect a os misculos gertiods y mlohioides ms leas Ena rentacionoarasagital, las ors tienen un patrén diagonal Ben la rientacion transverse, las estructura hipoecoicas recondas (ects) repesentan sls eras lngualy sublingual Los misculosinguales tenen forma de mariposa, figs 36. Laringe normal en un pero A: agen ransversa de la laringetomadaa través del cartlago torides en la espiracin, Ventral es aie la agen, Iipdereco es al inqierda El cartlago tides (7) se ve con unin hiperecoica en form de. La rma gti ol espacio leno dese asso) entre los penis voceleshiperecoicos(>). Dorsalmente a bs ligaments vals, los process Cunelformes dels carlagosaritenoides aparecen como puntos higerecicos fists) Los miscuios voale (M) son hipoecaicos y Henan el espaco entre los igamentosy el carlago trois en cada aco, B: imagen tranaversa del linge fai mada durante la nspracié. Los rocesos cunelformes se mueven en abducién en la inspracion yen aducciénen la espracion (compdrse con A. 8B capirm03 + cite El movimiento normal de los pliegues vocales es la ab: duccién durante la inspiracién y la aduccién durante la espi- racién, Los procesos cuneiforme y vocal del cartilago arite~ noides también se mueven de esta manera, Este movimiento adeando, El aluarse para medir la simetria, y el mo- puede ser mis evidente cuando el animal esti vimiento total es minimo en perros normales GGLANDULAS TIROIDES Y PARATIROIDES Los lébulos tiroideos izquierdo y derecho yacen entre la ar- teria carétida convin y la triquea, y a menudo estin situados niveles ligeramente diferentes craneo-caudalmente. Para localizar los l6bulos tiroideos se debe colocar el transductor en un plano transverse centrado en la eriquea, justo caudal a la laringe, y moverlo caudalmente hasta que se ven unas, estructura triangulares entre la triquea y la carétida (Figura 3,7). Cada tiroides puede ser también localizada separa mente deslizando Ia sonda lateral a la triquea y siguiendo la correspondiente arteria cardtida en la seccién transversal, que sirve como marca importante. Una vez que se ha localizado’ tuna tiroides, hay que rotar el transductor 90° hasta un plano’ sagital, manteniendo la tiroides en el centro de 1a pantalla Este movimiento puede ser un desafio porque la gkinduls tiroides es fina. Puede ser necesario angular el transductor medialmente desde el surco de la yugular para obtener el 03.8) La tiroides es fusiforme o elipsoide en Ia secci6n sagi mejor plano sagital (Fig y redondo, oval o triangular en la seceién transversa. Las glix circundante, las tiroides en perros son isoecoicas respecto al tejido pueden ser hi- aunque un pequefio porcent poecoicas o hiperecoicas, Las glindulas son uniformemente ecogénicas, aunque ocasionalmente pueden tener focos hipe recoicos o hipoecoicos o ser difisamente moteadas, Los vasos pequeiios pueden verse en ocasiones como estructuras ane coicas que corren a través del tejido tiroideo,y puede confir~ ‘marse mediante ecografia Doppler. Tanto las tiroides eaninas como felinas pueden ecografiarse con una buena resoluci6n: Figura 3.7. Gnd troides normal en un perv. kndgenes sagital (Ay B)ytransvesa (CD) de glnduls trois normales A: en fa rentacidn sagt, a toi (casores) es oe fusiforme a eliptica y de Ioecoica a hiperecica respecto a la musculatua creundarte (MB; la gléndulparaoides craneal normal (FT, ent los cuore) est en la extremidad craneal de fa lincula roids (Th, Imagen cortesia de 0. Peninck. C: lindula tides derecha. En la orentacin transvea, latroides es triangular y yae etre la trSquea (7) y la arteriacadtda comin (strisce).D: lénculatrowes nqulerda en oto pero. En fa rental transverse tides izuierda (entre ios cursoes) es ventral o lateral al esSiago (dorsal al musculaturaverral (My tbién entre la aque (7) ya atria cari comin (asteriso Faura 38. Gidndvla paratoides normal en un pera. imagen sagial de la ‘ies normal Sn visbles dos glndulas paratroides (lecha) pequofis, 1 bias higoecocas en ls ados crane caudal del ulo trodes. tnofiante un transcluctor de 10 a 13 MHz. Los gatos pueden [sentar ocasionalmente tejido tiroideo ect6pico situado en Iksepion cervical caudal o en el mediastino eraneal Elyolumen de la tiroides puede calcularse midiendo la Jongitud la anchura y la altura de la glindula, yutilizando la formule 7/6 (longitud X anchura X altura) para calcular el ‘olumen. El volumen de la glindula tioides se correlaciona ‘one peso corporal el irea de superficie corporal mis q ‘onl raza. Hay una gran variabilidad intra-observador en la tecidn de la longitud de las glindulas, porque se ahésan tauialmence y el limite distal puede ser dificil de definix (fbi 3.1).De med Tan vagosimtico hay cuatro glindulas paratiroides situa ormales en el cuello ee an) Engi inttco retroaringeo metal Sango inftioo mandibular Tits, fing (un Unico ebulo -aqierda -Derecha aos (volume total) Tides, canino Beagle ta Golden retriever - anit toy y miniature Paratirides 5383-73) 2 carimuo3 + cies 89 das en cada lébulo tiroideo, 2 en cada polo craneal y caudal ‘Sin embargo, hay una variacién individual normal signific tiga tanto en el nt nero de paratiroides como su distribucién, En general las glindulas paratiroides normales tiene minge- nes bien definidos, de hipoecoieos a anecoicos, y de menos de 2 mm de didmetro y 3,3 mm de largo (Reusch et al 2000; Wisner et al. 2002) (Figura 3.8)..No todas las glindulas paratiroides son visibles en los perros normales TRAQUEA Y ESOFAGO ‘Amibas estructuras contienen aire que causa artefactos de reverberacién y sombreado actstico n-embargo, sus pare des cere = a oval y corre en un plano sagital. Los anillos de la triquea son visibles en la vista longitudinal (Figura 3.9 A).En la vista transversa, en la porcién media del cuello, la pared cere as (ventral y lateral) pueden examinarse mediante ecografia, La triqui tiene una pared hiperecoica redonda es curva y ecogénica, con un sombreado ac oscurece el lumen (Figura 3.9 B), El ex6figo también esti orientado sagitalmente, pero varia de posicién desde dorsal ala triquea caudal a ala izquierda de la triquea en la entrada del trax. El lumen del es6fago tiene una forma de estrella en la orientacion transversa y contiene una pequefta cantidad de gas y moco. En la orientac tico distal que in sagital la capa muscular se ve como una banda hipoecoica superficialmente, se puede ver gas 0 fluido en el lumen (Figura 3.10 A). Si se ecografia oblicua- mente, los pliegues de la superficie mucosa aparec bandas paralelas hiperecoicas (Figura 3.10 B). El eséfag puede verse medial a Ia arteria cardtida comin izquienta y a Ja glandula tiroides izquierda ere Ce To 20-40 | | 66-103 20,5 (18,9-22,1) | 33(25-41) | 89(66-112) 2033(18,7-21,9) | 3024-36) | 80(61-98) | 124.215, | i) 245(204-285) | 5989-73) | 63-1912 315-1500 | 128-713, 3320-86) | {rs combinados de Wisner etl (1991 y 1994) Reusch Ea. (2000), Reese y Rupert 2001), Taeymans et al. 2006) y Bromel etal. 2005) 90 caniruo + cute Figura 39. Tréques normal en un pero, plano sagital Se ven lo ails raqueales como estructura rectangular hipoeoies ees) con puntos cenzale hiperecotcos, dorslmente ala colurina de aie hiperecoica (puna de fecha) en el pano sagt liner ae-tjido ceusa un aretacto de reverberacn ene cage jan, que aparece como tines Homogéneamente espaczdasy progesivamente menos ecogénicas paraeas a intrtz orignal. Los misculo veteles ipoecobe (i) cel uel estén ene campo cereano B: plano transverso. I ailo de cartiago se ve como una banda curva hipoécaca(lechas) cn un intra fino, superficial hipereccico. 8 intertaz raqueal aire-anilo es hperecoico (unt dele), lumen traqueal no puede evaluarse por la presencia de reverberecin y sombreado ‘CARACTERISTICAS ECOGRAFICAS. DE LAS ENFERMEDADES DEL CUELLO BULLA La enfermedad del ofdo medio se caracteriza por la presencia de fiuido en la bulla timpénica. Fl fluido en la bulla aparece hipoecoico, reemplazando a las sombras de aire normales. La transmisién del haz de ultrasonido a través del fluido vuelve visible la pared Iejana de la bulla (Figura 3.11), Si hay aire en 1h bulla, la posicién de ecogeafiado mas sensible seri la zona mis inferior. También puede encontrarse fluido accidencal- mente, como una efusion transitoria de la bulla, mis que como el resultado de patologia inflamacoria 1 obsteuctiva, asi {que su presencia debe correlacionarse con signos clinicos de enfermedad del ofdo medio. En has imigenes de tomografia computerizada y resonan: cia magnética, los tumores los pélipos inflamatorios Henan la bulla de tejido blando, pero no se ha descrito en el eseaneado cecogrifico, La alteracién o la irr bulla pues neoplasia, osteomielitis u osteopatia crinco-mandibular: aridad en el grosos de dad 6tica mas grave como Experimentalmente, un canal auditivo externo leno de fluido mejora la visualizacién del tamafio del canal y el grosor del cartilago. La membrana timpsnica no puede verse direc tamente, sin embargo, si el canal auditivo esti lleno de fluido y la bulla esta lena de ai es probable que la membrana esté intacta, Si la membrana se rompe, la bulla también se Mena de fuido, GLANDULAS SALIVARES Las patologias que afectan a las glindulas salivares incluyen 3.12), silo. 23.14) quistes reales, mucocele, sialolitos, sialtis (Figur: cele (Figura 3.13), quistes del conducto salivar (Fi y neopla La mayoria de estas condiciones son raras en perros y gatos, La localizacién de la lesi6n se basa en el sitio anatée mico y las marcas circundantes. Los hallazgos comunes en Jas enfermedades obstructivas inflamatorias incluyen el agrandamiento de la glindula y/o de los conductos salivares y edema en los tejidos circundantes, Pueden aspirarse la lex siones quisticas, las lesiones nodulares y ls glindulas saivaes agrandadas para determinar su origen vasos Las anormalidades que involucran a la arteria carétida y a as vvenas yugulares son las. tromboxis en animiales en estado de bilidad (p.¢}. hip, tias con pérdida de prote hipercoagul adrenocorticisme y nefropi- as) y pueden ser una complicacién de la colocacién de un eatéter. El trombo agudo puede ser anecoico y se reconoce sélo por un vacio de flujo cn la sefial del Doppler-color. Cuando es mis erénico, el tromba se vuelve mis ecogénico y es visible en el modo B. La es tenosis de estos vasos puede ocurrir como complicacién de una cirugia, de un trauma o de una neoplasia invasiva, La estenosis aparece como un estrechamiento de la luz del vas, 1 ftujo. surbulencia con aumento de la velocidad o de l SS eee