Está en la página 1de 1

Este camino

no lo recorren,
salvo el crepsculo.