Está en la página 1de 85

Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

MEMORIA 2016

LA REPÚBL
DE ICA
IA
C
EN

DO
VICEPRESID

MIN
ICANA

1
Santo Domingo, República Dominicana
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Página Legal
Dirección general: Diseño y diagramación:
Margarita Cedeño Teófilo Correa Rojas
Vicepresidenta de la República Dominicana y coordinadora Programa Progresando con Solidaridad
del Gabinete de Políticas Sociales (GCPS).
Diseño de portada:
Coordinación general: Teófilo Correa Rojas
Rosa María Suárez Vargas Programa Progresando con Solidaridad
Directora Técnica del GCPS
Corrección de estilo:
Supervisión general: Alexis Peña
Estefani Jerez Milena Herazo
Coordinadora de la Unidad de Políticas Dirección de Comunicación de la
Públicas e Innovación Vicepresidencia

Producción y edición general: Fotografías:
Gilda Solano Cabrera Saturno Vásquez
Unidad de Políticas Públicas e Innovación Jayro Matos
Martín Montés
Colaboración en la producción y edición de textos:
Josué Gastelbondo Fecha:
Organización Internacional para las Migraciones Septiembre de 2017

Ricardo González Versión: 01
Consejo Consultivo de la Sociedad Civil

Bienvenido Silfa Cabrera
Mónica Pérez Eró
Unidad de Políticas Públicas e Innovación

Relatoría y transcripción de textos:
Consejo Consultivo de la Sociedad Civil

2
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Tabla de Contenido
-PRESENTACIÓN.......................................................................................................................................... 4
-METODOLOGÍA.......................................................................................................................................... 6
-CONTEXTO................................................................................................................................................. 8
-Lineamientos de políticas públicas establecidos en la Ley 1-12, que crea la Estrategia Nacional
de Desarrollo 2030..................................................................................................................................... 10
-Los Objetivos de Desarrollo Sostenible: una oportunidad en la agenda internacional.................. 12
-Discurso íntegro pronunciado por la excelentísima vicepresidenta de la República,
doctora Margarita Cedeño........................................................................................................................ 13
-Palabras del Consejo Consultivo de la Sociedad Civil.......................................................................... 17

Panel 1. Situación del derecho a la vivienda en la República Dominicana.
•Marco legal y situación del derecho a la vivienda en la República Dominicana.......................... 25
•Propuesta de intervención concertada para la producción social del hábitat y la vivienda...... 27

Panel 2. Propuestas de modelos de financiamiento para la vivienda social adecuados
a la realidad dominicana............................................................................................................................ 30
•Propuesta del sector social por la comisión de vivienda del Foro Ciudadano............................. 32
•Propuesta del sector gubernamental por el Instituto Nacional de la Vivienda (INVI).................. 38
•Propuesta del sector empresarial por la Asociación Dominicana de Constructores y
Promotores de Viviendas (ACOPROVI)................................................................................................ 43
•Una experiencia exitosa: Programa Patrimonio Hoy de Cemex Dominicana.............................. 48
-Conferencia inaugural: “Políticas de vivienda desde la perspectiva latinoamericana”.

Panel 3. Intercambio de experiencias internacionales. Vivienda y asentamientos incluyentes
, saludables y sostenibles........................................................................................................................... 54
•Experiencia de Colombia. Las Cajas de Compensación Familiar en Vivienda.................................... 58
•Experiencia de Uruguay. La Federación Uruguaya de Cooperativas de Viviendas por Ayuda
Mutua (FUCVAM)....................................................................................................................................... 62
•Experiencia de México. Producción Social de la Vivienda para la
población en condiciones de pobreza................................................................................................. 64
-Aportes de participantes sobre lineamientos de la política de vivienda y hábitat
para sectores empobrecidos.................................................................................................................... 69
-Palabras de cierre y conclusiones........................................................................................................... 74
-Listado de instituciones y organizaciones participantes...................................................................... 76
-Perfil de los expositores........................................................................................................................... 81

3
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Presentación

Mesa de honor del foro Internacional de Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

P
artiendo del reconocimiento del derecho humano a la vivienda y de la importancia de esta para la
superación de la pobreza, su vínculo con la ciudad y en la construcción de ciudadanía, fue celebrado
el FORO INTERNACIONAL SOBRE: POLÍTICAS PÚBLICAS Y PRODUCCIÓN SOCIAL DEL HÁBITAT:
Hacia la definición de una política de vivienda para poblaciones empobrecidas.

La formulación de esta política se soporta en una visión integral de acceso y goce efectivo de derechos
fundamentales, con un enfoque de inclusión social que reconoce la diversidad de realidades y actores y, por
tanto, la necesidad de su diseño de manera concertada. Este proceso de consulta y construcción colectiva
de la política pública garantiza una alianza pública, social y privada para su implementación. Como un paso
en esta dirección, los días 6 y 7 de julio de 2016 fue celebrado en Santo Domingo el Foro Internacional
sobre Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat.

Esta iniciativa conjunta entre el Gabinete de Coordinación de Políticas Sociales (GCPS) y el Consejo
Consultivo de la Sociedad Civil (CCSC) surge luego de que, en octubre de 2015, fuese celebrado el panel
sobre «Vivienda digna y protección social: hacia una política de vivienda inclusiva», que sirvió de
base para abrir los espacios de discusión y análisis con los diversos sectores implicados en el diseño y
aplicación de la política habitacional del Estado. Como resultado de las discusiones que allí se produjeron
,se acordó la celebración de un foro para iniciar la construcción de una política pública de vivienda para
grupos en condiciones de pobreza, a través de una metodología participativa y siguiendo los lineamientos
establecidos en la END 2030.

Es así como la Dirección Técnica del GCPS, cuya normativa vigente otorga el mandato de «procesar y
tramitar las consultas, demandas y propuestas formuladas al Gabinete Social o a los organismos públicos
que lo integran por las organizaciones de la sociedad civil y la ciudadanía en general» y el Consejo Consultivo
de la Sociedad Civil, cuyo propósito es «dar seguimiento y acompañar las acciones del gobierno en materia
de políticas sociales; así como contribuir en la definición de sus programas sociales y planes de trabajo»,
junto a otras instancias aliadas del gobierno y de la sociedad civil (Ayuntamiento del Distrito nacional, Foro
Ciudadano, Programa Progresando con Solidaridad) se organizaron para desarrollar esta iniciativa.

4
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Entre los objetivos específicos: reflexionar sobre la necesidad de una política de vivienda integral que
contemple las dimensiones del hábitat y los servicios básicos esenciales; identificar los principales desafíos
legales e institucionales existentes en República Dominicana para la implementación de una política pública
de vivienda para grupos en pobreza; conocer, a través de experiencias nacionales e internacionales,
iniciativas de producción y/o mejoramiento de viviendas para grupos empobrecidos, que sean replicables
en el contexto dominicano; y promover la participación social a través de los mecanismos que la hacen
efectiva en todo el ciclo de las políticas públicas.

A continuación, se presenta la memoria de este evento, resumiendo las diversas intervenciones como
insumo para el diseño de la política pública, y que contó con la asistencia del personal técnico y gerencial
del GCPS, de representantes directivos y técnicos de las instituciones del Estado vinculadas a las funciones
de rectoría, planificación, ejecución, evaluación o que es transversal al sector vivienda (tanto en los poderes
Ejecutivo, Legislativo y Judicial), de representantes de las ONG, la sociedad civil, la Academia, agencias de
cooperación internacional y organismos internacionales, asi como diplomáticos de los países visitantes,
entre otros actores.

5
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Metodología

Se trabajó una metodología de carácter participativo y plural, enfocada en tres actividades centrales:

I. ACTO DE APERTURA

Las máximas autoridades de los diferentes sectores vinculados al tema, en un acto encabezado por la
señora vicepresidenta de la República, Margarita Cedeño, estuvieron presentes durante la apertura y se
dirigieron a la audiencia. Se contó, además, con la presentación de una conferencia inaugural, a fines de
posicionar el tema de la «Producción Social de la Vivienda y el Hábitat».

II. PANELES EXPOSITIVOS E INTERCAMBIO DE EXPERIENCIAS

Se organizaron tres paneles temáticos, dirigidos a plantear y debatir la situación actual de la garantía de
este derecho en el país, al marco legal e institucional y las condiciones de financiamiento, centrados en el
acceso de la población en condiciones de pobreza.

PANEL I

Se abordó la situación del derecho a la vivienda en la República Dominicana, evidenciando el porqué
de una política específica de vivienda y hábitat para grupos empobrecidos; así como elementos legales-
institucionales que nos acercaron más a la problemática, planteando las oportunidades y desafíos. Este
panel contó con dos expositores/as y una persona responsable de moderarlo, quien concluyo con un breve
resumen destacando los aspectos más relevantes.
PANEL II
Se centró en mostrar las propuestas concretas de modelos de financiamiento que tienen los actores del
sector gobierno, empresa y sociedad civil para la vivienda social en el país, ya fuera que estuvieran siendo
implementadas actualmente o no. Fue desarrollado a modo de conversatorio, donde los representantes de
los sectores debatieron entre ellos y respondieron a las inquietudes de los presentes.

6
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PANEL III

Estuvo precedido por una conferencia que describió las políticas de vivienda desde una perspectiva
latinoamericana, y se dirigió al intercambio de cuatro experiencias internacionales en los siguientes
ámbitos: (1) Experiencia del proceso de formulación de la Política Nacional de Vivienda y Hábitat (PNVH)
en El Salvador; (2) Experiencia de las Cajas de Compensación Familiar del sector vivienda desarrollada en
Colombia por el sector privado; (3) Experiencia de la Federación Uruguaya de Cooperativas de Vivienda por
Ayuda Mutua (FUCVAM); (4) Experiencia de mejoramiento de viviendas y desarrollo barrial en la ciudad de
México.

III. MESAS DE TRABAJO

El tercer momento estuvo dirigido a recolectar los insumos que servirían como una primera aproximación
a los contenidos de la Política Concertada de Vivienda y Hábitat, mediante matrices previamente diseñadas
y dirigido por una persona facilitadora y una relatora. Se trabajó en la modalidad de mesas de trabajo,
con grupos multidisciplinarios e intersectoriales, donde se abordaron los siguientes ejes: Eje 1: Marco
Legal e Institucional; Eje 2: Planificación Territorial; Eje 3: Seguridad de la Tenencia/Titulación; Eje 4:
Infraestructura y Servicios Públicos; Eje 5: Financiamiento; Eje 6: Organización Social; Eje 7: Inclusión
Económica y Productiva; Eje 8: Oferta de Servicios Sociales Básicos/Espacios Públicos.

7
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Contexto

S
egún datos del Informe sobre Desarrollo Humano de 2014 del Programa de las Naciones Unidas para
el Desarrollo, alrededor de 140 millones de personas, que constituyen cerca del 24% de la población
de América Latina y el Caribe, están por debajo de la línea de pobreza de 4 dólares por día, y casi
67 millones se encuentran bajo la línea de pobreza extrema de 2.5 dólares por día. Más de 224 millones
de personas, que componen el 38% de la población total, se encuentran en situación de vulnerabilidad
económica, con ingresos de 4 a 10 dólares por día.

Según cálculos del Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo, en el 2014 hubo una importante
reducción de la pobreza en 5.6 puntos porcentuales (41.8% en 2013 a 36.2% en 2014). Ahora bien, si
vemos qué ha pasado por estratos, sociales se constata que una parte importante de la población se
mueve entre la pobreza y la clase media con probabilidad de caer en la pobreza, estimando la población
con vulnerabilidad económica en 44.3% en 2015 , y en 2016 en 45.7% según el PNUD.

Reconocida y caracterizada esta realidad, el último Informe Regional del PNUD introduce como elemento
novedoso en el análisis de la pobreza, planteándolo como el primer reto ante la coyuntura actual, que los
gobiernos de la región implementen políticas orientadas a no perder los logros alcanzados. La prioridad
fundamental es proteger a la población que se encuentra en situación de vulnerabilidad y atender las
exclusiones duras que enfrentan millones de personas que nunca salieron de la situación de pobreza por
ingresos, ni de la pobreza multidimensional.

Este informe muestra que la extensión de la protección social a lo largo del ciclo de vida; la expansión
de los sistemas de cuidados para niños y niñas, adultos mayores y personas con discapacidad; el acceso
más amplio a activos físicos y financieros, y las mejoras continuas de la calidad laboral (en el caso
especial de jóvenes y mujeres) son vitales.

En el caso específico del acceso a activos físicos y financieros, se considera la variable de propiedad de la
vivienda como una aproximación a la medida del acceso a activos físicos. Contar con una vivienda promueve
la salida de la pobreza por ingresos y, más aún, evita la caída en dicha situación en caso de producirse shocks

1
Evolución de la población de la República Dominicana por estratos sociales, según definición del Banco Mundial y el Programa de las Naciones
Unidas para el Desarrollo (PNUD) para el período 2000-2015. http://economia.gob.do/mepyd/publicacion/evolucion-de-la-poblacion-de-la-
8 republica-dominicana-por-estratos-sociales-segun-definicion-del-bmpnud-2014-1-2000-2015/
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

adversos. Estima el PNUD que en República Dominicana la propiedad de la vivienda supone un aumento de
las probabilidades de salir de la pobreza por ingresos de alrededor de 6.2 puntos porcentuales.

En el ámbito de la protección social dominicana, mejorar no solo el acceso, sino también la calidad de la
vivienda y los servicios básicos de los que dispone, tendría un efecto inmediato en la mejoría del Índice de
Calidad de Vida (ICV), pues es una medida de pobreza estructural cuyos factores de ponderación dan un peso
significativo a las características físicas de esta.

La garantía del derecho a la vivienda en la República Dominicana

La Declaración Universal de los Derechos Humanos del 10 de diciembre de 1948, en su artículo 25, párrafo
primero, dispone: «Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su
familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y
los servicios sociales necesarios; tiene asimismo derecho a los seguros en caso de desempleo, enfermedad,
invalidez, viudez, vejez y otros casos de perdida de sus medios de subsistencia por circunstancias independientes
de su voluntad». Por su parte, la Constitución de la República Dominicana, en su artículo 59, establece: «Toda
persona tiene derecho a una vivienda digna con servicios básicos esenciales. El Estado debe fijar las condiciones
necesarias para hacer efectivo este derecho y promover planes de viviendas y asentamientos humanos de
interés social».

De igual forma, el Pacto Internacional de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales (PIDESC) asegura
este derecho. Fue así como la Resolución 1987/62 del Consejo Económico y Social dispuso que los Estados
partes tomarían medidas apropiadas para asegurar la realización del derecho a una vivienda. Según el Comité
de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales, en general se ha estimado que el derecho a la vivienda no
puede reducirse a contar con un techo bajo el cual guarecerse. Tal interpretación sería restrictiva. La vivienda
en la cual se vive no solo debe ser una vivienda a secas, sino una vivienda adecuada; el lugar preferente
para gozar de varios de los demás derechos humanos, por ejemplo, el derecho a la libertad de expresión, la
libertad de asociarse y el derecho a participar en las decisiones públicas.

Este derecho incluye también la provisión de condiciones y servicios para que la vivienda sea un lugar seguro,
adecuado y saludable: de privacidad y espacio personal desde un punto de vista psicológico, físicas porque
protege del ambiente y el clima, y sociales porque constituye un punto de reunión esencial en el cual se forjan
y nutren importantes relaciones interpersonales. A la par, se deberían considerar elementos tales como:
seguridad jurídica de la tenencia, disponibilidad de servicios, materiales, facilidades e infraestructura, gastos
soportables, habitabilidad, asequibilidad, lugar y adecuación cultural. También se ha hecho un esfuerzo
por caracterizar los principales factores de riesgo asociados a la calidad de la vivienda y su relación con las
enfermedades trasmisibles, no transmisibles y desórdenes psicosociales.

Para hacer efectivo el cumplimiento del derecho a la vivienda, el Estado puede valerse de cuatro niveles de
obligaciones, a saber: (1) Reconocer, (2) Respetar, (3) Proteger y (4) Realizar; promoviendo en cada uno de
estos niveles atención especial a los grupos de población más encarecidos y con menos oportunidades de
acceso. De hecho, hoy se incluye en el concepto de pobreza asuntos como la vulnerabilidad y la exposición al
riesgo que presentan los hogares o individuos pobres.

Sin embargo, los Estados enfrentan grandes desafíos para garantizar plenamente este derecho a la luz de
dos procesos que coexisten en la modernidad: el primero es la segregación urbana, fruto de los procesos
de urbanización que caracteriza a las ciudades ; y el segundo, la transición demográfica, caracterizada por
cambios en la mortalidad y la fecundidad, lo cual ha generado nuevos patrones familiares, con un visible
aumento de los hogares pequeños, por ejemplo, las familias encabezadas por mujeres, o aquellas constituidas
por ancianos, etc.2

En la República Dominicana existen brechas importantes en la materia, las cuales afectan en mayor medida
a las poblaciones más empobrecidas. En suma, si la población en condiciones de pobreza es la que en su
mayoría vive en viviendas carenciadas e insalubres, podríamos decir que son el grupo de población con
mayor exposición al riesgo y, por tanto, la intervención pública debe tenerlos como prioridad. Es por esto que
la política de vivienda que se propone pretende fijar su intervención en mejorar la calidad de vida de esta
población.
9
2
Mac Donald, Joan. (2004). Pobreza y precariedad del hábitat en ciudades de América Latina y el Caribe. Santiago de Chile: CEPAL.
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

LINEAMIENTOS DE POLÍTICAS PÚBLICAS ESTABLECIDOS
EN LA LEY 1-12 QUE CREA LA ESTRATEGIA NACIONAL DE
DESARROLLO 2030

OBJETIVO ESPECÍFICO 2.5.1: Vivienda digna en entornos saludables: facilitar el acceso de la población
a viviendas económicas, seguras y dignas, con seguridad jurídica y en asentamientos humanos sostenibles,
socialmente integrados, que cumplan con los criterios de adecuada gestión de riesgos y accesibilidad
universal para las personas con discapacidad físico motora.

2.5.1.1 Crear y desarrollar el marco legal e institucional para la definición de una política pública
de vivienda, la planificación y desarrollo de asentamientos humanos y edificaciones ordenados,
accesibles y sostenibles, sobre la base de planes de uso de suelos municipales, respetando las
competencias y atribuciones de los gobiernos municipales, a fin de optimizar el uso del suelo,
minimizar riesgos y posibilitar una provisión eficiente de servicios.

2.5.1.2 Elevar la calidad del entorno y el acceso a servicios básicos e infraestructura comunitaria
en aquellos asentamientos susceptibles de mejoramiento.

2.5.1.3 Reubicar los asentamientos en condiciones de riesgo ante fenómenos naturales, focos
de contaminación o riesgos derivados de la acción humana.

2.5.1.4 Impulsar el desarrollo de mecanismos, consistentes con el marco regulador, que faciliten
y promuevan el ahorro habitacional programado, así como el uso de los recursos de los fondos
de pensiones para fomentar programas habitacionales en beneficio de la población trabajadora
cotizante a la Seguridad Social.
2.5.1.5 Propiciar el acceso de las organizaciones sin fines de lucro que cumplan con requisitos de
fiscalización y control, a líneas de crédito destinadas al micro-financiamiento para el mejoramiento
y construcción de viviendas de familias de bajos ingresos, incluyendo las de jefatura femenina en
condiciones de vulnerabilidad.
2.5.1.6 Promover el desarrollo de nuevas opciones de financiamiento para constructores y
promotores del sector privado que ofrezcan viviendas de bajo costo y estándares adecuados de
calidad, incluyendo a los pequeños y medianos constructores y promotores.
2.5.1.7 Propiciar la urbanización de terrenos estatales para el desarrollo de proyectos
habitacionales, tanto en la zona rural como en la urbana, de acuerdo con el Plan de Ordenamiento
Territorial y con participación de las PYMES del sector construcción.
2.5.1.8 Adecuar el marco legal y procedimental para agilizar los procesos administrativos
vinculados a la propiedad inmobiliaria y la construcción de viviendas.
2.5.1.9 Promover la reforma de la legislación sobre el inquilinato, para fortalecer la seguridad
jurídica de los derechos de inquilinos y propietarios e incentivar la inversión en viviendas para
alquiler.
2.5.1.10 Establecer una normativa que garantice el desarrollo de proyectos de viviendas seguras,
dignas, saludables y amigables con el medioambiente.
2.5.1.11 Desarrollar acciones positivas a favor de las mujeres y grupos vulnerables en condición
de pobreza, como jefas de hogar, madres solteras, mujeres víctimas de violencia, población
discapacitada y adultos mayores, que faciliten su acceso a planes de viviendas dignas y de bajo
costo.
2.5.1.12 Diseñar mecanismos que permitan combinar el esfuerzo propio, las iniciativas
cooperativas y el apoyo estatal y privado para superar el déficit habitacional.

10
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

METAS
11
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

LOS OBJETIVOS DE DESARROLLO SOSTENIBLE:
UNA OPORTUNIDAD EN LA AGENDA INTERNACIONAL
Objetivo 11: Ciudades y comunidades sostenibles

METAS:

Para 2030, asegurar el acceso de todas las personas a viviendas y servicios básicos adecuados,
seguros y asequibles y mejorar los barrios marginales;

Para 2030, proporcionar acceso a sistemas de transporte seguros, asequibles, accesibles y
sostenibles para todos y mejorar la seguridad vial, en particular mediante la ampliación del
transporte público, prestando especial atención a las necesidades de las personas en situación
vulnerable, las mujeres, los niños, las personas con discapacidad y las personas de edad;

Para 2030, aumentar la urbanización inclusiva y sostenible y la capacidad para una planificación y
gestión participativas, integradas y sostenibles de los asentamientos humanos en todos los países;

Redoblar los esfuerzos para proteger y salvaguardar el patrimonio cultural y natural del mundo;

Para 2030, reducir de forma significativa el número de muertes y de personas afectadas por los
desastres, incluidos los relacionados con el agua, y reducir sustancialmente las pérdidas económicas
directas vinculadas al Producto Interno Bruto mundial causadas por los desastres, haciendo
especial hincapié en la protección de los pobres y las personas en situaciones vulnerables;

Para 2030, reducir el impacto ambiental negativo per cápita de las ciudades, incluso prestando
especial atención a la calidad del aire y la gestión de los desechos municipales y de otro tipo;

Para 2030, proporcionar acceso universal a zonas verdes y espacios públicos seguros, inclusivos
y accesibles, en particular para las mujeres y los niños, las personas de edad y las personas con
discapacidad;

Apoyar los vínculos económicos, sociales y ambientales positivos entre las zonas urbanas,
periurbanas y rurales mediante el fortalecimiento de la planificación del desarrollo nacional y
regional;

Para 2020, aumentar sustancialmente el número de ciudades y asentamientos humanos que
adoptan y ponen en marcha políticas y planes integrados para promover la inclusión, el uso
eficiente de los recursos, la mitigación del cambio climático y la adaptación a él y la resiliencia ante
los desastres;

Proporcionar apoyo a los países menos adelantados, incluso mediante la asistencia financiera y
técnica, para que puedan construir edificios sostenibles y resilientes utilizando materiales locales.

12
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

DISCURSO PRONUNCIADO POR LA EXCELENTÍSIMA
VICEPRESIDENTA DE LA REPÚBLICA,
DOCTORA MARGARITA CEDEÑO.
Vivienda digna, un derecho de todos

Gobernar es mejorar a las personas, en todas las esferas de su vida, tanto en lo económico y en lo social, como
en lo familiar.

Garantizar el derecho a una vivienda adecuada es esencial para el ejercicio del derecho a la familia. República
Dominicana está en un momento importante de su historia, un momento en el que está consciente de su capacidad
de producir bienestar y abundancia.

Amigos y amigas,

Hace apenas unos días, asistimos a la entrega de una de las obras de justicia social más significativa que
ha desarrollado el Estado dominicano. Con la inauguración de La Nueva Barquita, el Presidente Danilo
Medina ha pagado una gran deuda con un sector de la población dominicana, que había perdido la fe y la
esperanza de salir de la penumbra a la que estaban condenados.

La Nueva Barquita es el ejemplo perfecto de la integralidad de las políticas sociales, de la necesidad de
abordar el déficit habitacional desde un enfoque multidimensional, donde se discuta no solo la necesidad
de un techo digno, sino también la integración de este techo con el conjunto de los servicios que el Estado
debe garantizar para sus ciudadanos.

Para esa discusión hemos propiciado este Foro Internacional de Políticas Públicas y Producción Social del
Hábitat, para reflexionar sobre el rol de la política social en torno a la vivienda, en el entendido de que,

13
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

desde el ejercicio del poder político, con un enfoque ético y moral, podremos crear las condiciones de
bienestar que aseguren a las personas una mayor igualdad social, en aras de la protección de la dignidad
que todos y todas poseemos como seres humanos.

Estoy convencida de que dar por dar lesiona la dignidad de los seres humanos; y pedir por pedir, por el
simple hecho de que estén dando, la acribilla totalmente.
Gobernar no es dar.

Gobernar es mejorar a las personas, en todas las esferas de su vida, tanto en lo económico y en lo social,
como en lo familiar. Y esta apuesta que ha hecho el Gobierno dominicano al tema de la vivienda, no sólo
como locomotora de la economía, sino como verdadera herramienta de desarrollo social y de equidad,
es un ejemplo de la determinación que tenemos de abordar las problemáticas desde un punto de vista
multidimensional.

Con la declaratoria de 2016 como «Año de Fomento a la Vivienda» por parte del Presidente Danilo
Medina, estamos desarrollando la más agresiva política de nuestra historia en materia de construcción y
mejoramiento de viviendas para la clase media y la población de bajos ingresos.

Pero lo estamos haciendo de manera integral, porque con la mejora de la vivienda se puede lograr una
mejora sustancial de indicadores como la educación, la salud, el acceso al agua potable, el suministro de
energía de calidad, la recogida y disposición de desechos, la seguridad, el acceso al transporte público, y
otros indicadores más que impactan en el bienestar general de la población dominicana.

Disponer de una vivienda digna y un ambiente residencial satisfactorio, constituye una de las más sentidas
aspiraciones de cada una de nuestras familias. Y es el deber constitucional del Estado promover políticas y
estrategias que hagan accesible la adquisición de vivienda digna a toda la población.

Cuando leo el artículo 59 de la Constitución dominicana, que establece el Derecho a la vivienda, no puedo
más que pensar en el profesor Juan Bosch y sus Villas de la Libertad, inspiración de lo que hoy ha hecho
el Gobierno dominicano en La Nueva Barquita, en la Nueva Mesopotamia, en el Nuevo Boca de Cachón,
en los Jardines del Gautier, y en otros asentamientos más, donde ha primado el sentido humano de las
intervenciones sociales.

Ese Derecho a la Vivienda por el cual hoy luchamos, nace en la Alemania de Weimar, en el contexto de un
debate que reconoció la función social de la vivienda.

¿Qué es eso de la «función social de la vivienda»?

El derecho a la vivienda, aunado con el derecho a la alimentación, constituye la base sobre la cual se
construye la integridad física y mental de las personas, su vida privada y familiar, hasta su propia libertad
individual. Es decir, no hay posibilidad de que los seres humanos puedan dedicar sus energías al desarrollo
de sus capacidades, si no disponen de un techo digno y un plato sobre su mesa.

Es por eso que la vivienda tiene una función social.

La Constitución de Weimar de 1919 consideraba que la tenencia de la propiedad debía cumplir «un servicio
para el bien general». Es decir, no basta con poner un techo sobre la gente, hay que asegurar que el goce
del derecho a la vivienda construya mejores familias, aporte al bienestar del entorno y persiga la mejoría
de la colectividad.

Por eso hablamos de vivienda digna, porque no solamente nos referimos al derecho de toda persona de
disponer de cuatro paredes y un techo donde encontrar refugio, sino que el derecho a la vivienda también
implica acceder a un hogar y a una comunidad segura en la que pueda vivir en paz, con dignidad y con salud
física y mental.

14
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Garantizar el derecho a una vivienda adecuada es esencial para el ejercicio del derecho a la familia, a la no
injerencia en la vida privada, a la seguridad personal, a la salud y, en definitiva, para asegurar el derecho a
la vida.

Todos soñamos con la justicia, el bienestar y la paz. Creo que es la aspiración de todos los que tenemos
auténtica vocación política, pero como dice John Rawls, esa justicia no solo es un sueño sino una necesidad.
Esa necesidad, vista desde el derecho a la vivienda, tiene un enfoque multidimensional.

A lo interno del hogar, aporta a la cultura de paz, a la disminución de los índices de violencia de intrafamiliar
y de género, a la autoestima de los miembros de la familia y su capacidad de desarrollo personal,
especialmente en cuanto a la educación de sus miembros. De igual manera, el acceso a una vivienda digna
es decisivo en el estado de salud de los miembros de una familia.

Solo el cambio de piso de tierra por cemento, disipa el gran riesgo de salud que esto constituye, de acuerdo
a lo que ha manifestado la Organización Mundial de la Salud. A lo externo, incide en el acceso a servicios
como el agua potable, la electricidad y la recogida de basura; a la vez que beneficia al colectivo por sus
aportes al cuidado del medioambiente y a la seguridad ciudadana.

En definitiva, el pleno acceso a la vivienda es una solución a los problemas que en distintas dimensiones
afectan a los seres humanos.

Amigos y amigas:

A pesar del lugar fundamental que ocupa este derecho en el marco social, el número de personas que no
cuentan con una vivienda adecuada excede holgadamente los 1,000 millones de personas.

En República Dominicana el déficit en materia de vivienda es de más de dos millones: alrededor de 1,100,000
viviendas no tienen acceso a agua, energía, recogida de basura u otros servicios básicos, mientras que
más de 900,000 familias en todo el país no tienen vivienda. Por esta razón, otorgar un techo digno a los
dominicanos se ha convertido en uno de los ejes articuladores de la política pública en nuestro país.

Estamos innovando en el diseño de políticas de vivienda articuladas con la política social, que actúan como
motores del crecimiento económico y la generación de empleo. La reducción del déficit habitacional es una
de nuestras prioridades, estamos trabajando para implementar una oferta de instrumentos y programas
que atienda las características específicas de los distintos grupos de hogares que conforman nuestra
población. Estamos sentando las bases para una Política Integral de Vivienda que opere en el marco de un
modelo urbano sostenible e incluyente y que de manera preferente atienda a la población más vulnerable
del país.

Amigos y Amigas,

Durante el curso de este Foro, nos hemos propuesto reflexionar e identificar los principales desafíos de esa
política integral de vivienda en el marco de las políticas públicas. Es parte de nuestro compromiso con la
promoción del conocimiento de las políticas públicas, especialmente las de protección social.

Estoy convencida de que, sólo trabajando de forma coordinada y combinada, podrán nuestros gobiernos
lograr reducir los índices de pobreza y desigualdad.

Quiero agradecer a todos los expositores que se han dado cita en este evento, especialmente a los que han
venido de otros países para compartir sus conocimientos con nosotros.

Quiero reconocer el apoyo del Consejo Consultivo de la Sociedad Civil, quienes han sido unos grandes
impulsores del tema en el debate dominicano. Este Foro es el espacio idóneo para la construcción colectiva
de conocimiento, para la creación, la innovación y la cultura, en materia de vivienda.

15
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Tenemos el compromiso de fijar las bases para la nueva agenda urbana de Política Concertada de Vivienda
Social y Hábitat, un aporte a la integración y coordinación de las políticas sociales. Es un objetivo que ha
sido abordado por nuestro gobierno con sumo interés. Esta integración debe estar dirigida a promover un
país de mayor igualdad, donde el desarrollo económico sirva al desarrollo humano, creando sociedades
con una mejor calidad de vida y bienestar para sus ciudadanos.

República Dominicana está en un momento importante de su historia, un momento en el que está consciente
de su capacidad de producir bienestar y abundancia. Se requiere el concurso de toda la sociedad para que
logremos esa protección, prosperidad y progreso en nuestros países. Si no nos comprometemos a dar a
la gente oportunidades para que mejoren sus vidas, estaremos paralizando el presente y embargando el
futuro de la humanidad.

Y si hoy nos damos cita aquí, es porque compartimos la creencia de que un país con mayor igualdad es
posible.

Un país con una mejor calidad de vida, es posible.

Un país que termine con la transmisión inter-generacional de la pobreza, es posible.

Un país de oportunidades, es posible.

Muchas gracias. ¡Que Dios les bendiga!

16
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Palabras del Consejo Consultivo de la Sociedad Civil

Ricardo González, director ejecutivo del Consejo Consultivo de la Sociedad Civil (CCSC)

E
ste encuentro es el compromiso del Consejo Consultivo de la Sociedad Civil y del Gabinete de
Coordinación de Políticas Sociales de impulsar un proceso para poder ir dándole respuesta al problema
habitacional del país, con la formulación de una política de vivienda para los más empobrecidos.

Es importante señalar que en el país existen experiencias de más de 40 años bajo el concepto de producción
social del hábitat, el problema es que a veces no estamos tan conscientes de este hecho, sobre todo desde
la sociedad civil. Desde instituciones como Ciudad Alternativa hemos desarrollado otras acciones muy
relevantes. Actualmente, nos encontramos realizando un levantamiento sobre los modelos de vivienda
que se han construido desde el Estado, pasando desde los construidos por Balaguer, Leonel Fernández,
Hipólito Mejía y por el presidente Danilo Medina. Estamos levantando cómo se ha hecho el proyecto, la
calidad del mismo, la forma en cómo se accede a la vivienda, entre otros elementos. En el elemento del
acceso hay que centrar la acción.

Otro dato que tenemos es que hay alrededor de 400,000 viviendas vacías en el país, y eso nos refiere al
nivel de inequidad social en el que vivimos; por tanto, una política pública debe aportar a corregir ese tipo
de fallas, por ello la validez de que nosotros podamos pensar en una política pública dirigida a los más
empobrecidos.

La sociedad civil ha recomendado desde hace muchos años que hay que pensar en una política de vivienda
universal, pero resulta que tanto el sector privado como el Estado han promovido políticas dirigidas a la clase
media y hay segmentos que ya mencioné que tienen una sobreproducción de vivienda. Entonces, quienes
no tienen vivienda son los más empobrecidos, quienes tienen déficit cualitativo son los más empobrecidos.
Y este evento es propicio porque le damos continuidad a ese proceso de tener una respuesta para los más
pobres.

En adelante, visualizamos un proceso más extenso, con reuniones de mesas de trabajo temáticas con
el sector empresarial, con el sector productor de viviendas con los productores de materiales, con las
organizaciones sociales, con las instituciones del gobierno para construir una propuesta participativa
donde todos los sectores nos sintamos reflejados, y que el Estado pueda asumirla como una construcción
colectiva que todos hemos logrado porque nos hemos puesto de acuerdo. Ese es el reto y la invitación.
Muchas gracias.
17
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

CONFERENCIA
MAGISTRAL
LA PRODUCCIÓN SOCIAL DE LA VIVIENDA
Y EL HÁBITAT. LECCIONES APRENDIDAS
EN AMÉRICA LATINA

18
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

L
as instancias organizadoras del evento consideraron relevante conocer la mirada de la academia y de
organizaciones sociales internacionales, sobre políticas de vivienda que fomentan tanto la vivienda y
ciudad construida por el sector industrial y financiero, como por políticas que acompañan y responden
a requerimientos de las comunidades a través de la producción social del hábitat.

Para estos fines, la Asociación Civil Casa y Ciudad que forma parte de la Coalición internacional por el
Hábitat, formada por cerca de 130 organizaciones a nivel mundial, introdujo la perspectiva de la producción
social del hábitat en el evento, la cual intenta deslindar el hábitat y la vivienda de la conceptualización que los
reduce a meros objetos mercancía para intentar recuperar su dimensión social, cultural y humana, y hacer
evidentes las múltiples interrelaciones que los potencian como factores de desarrollo y organización social,
ordenamiento territorial, preservación ambiental y de fortalecimiento de la economía social y solidaria.

El primer planteamiento de la señora Sandoval se centró en la importancia de evaluar la forma en cómo los
gobiernos vienen trabajando la vivienda. Esto permite que la evaluación sirva como método para revisar las
políticas públicas. El método de evaluación se soporta en una revisión conceptual que conjuga varios pasos:
la idea – la práctica – la crítica y la historia.

La evaluación y revisión de los programas y políticas públicas sobre las ideas de las cuales parten, pregunta,
por ejemplo: ¿El objetivo era atender las necesidades de la vivienda o la vivienda como motor de la economía?
¿Es un recurso para producir o recurso para subsidiar? ¿A quién se subsidia? ¿Cuántas viviendas vacías
existen? ¿Cuántas sin titulación? En el caso de México, cuando se hacen esas preguntas los resultados
deben tener en cuenta los millones de viviendas vacías, como las miles de viviendas sin escritura.

Otra pregunta con respecto a las ideas que concibieron las políticas públicas es: ¿Cuáles actores
intervienen? ¿De quién estamos hablando? Y en esa respuesta aparece que quienes forma parte de la
solución habitacional tienen comportamientos culturales que hay que reconocer. Se hace referencia a la
práctica sociocultural, por ejemplo, a cultura de la familia que absorbe el déficit habitacional para que la
gente no viva en la calle. La práctica de la política pública muestra que se actúa más en las soluciones al
déficit cuantitativo (viviendas nuevas) que en las necesidades que tiene el déficit cualitativo (mejoramiento
de viviendas y entorno). Otro aspecto de la práctica se refiere a los resultados espaciales (las viviendas con
sus espacios internos, como los espacios que tienen en la ciudad).

Por tanto, al evaluar las ideas y las prácticas se hace necesario abordar cuál es la definición de vivienda
digna que estamos asumiendo: ¿Qué es? ¿Dónde es? ¿Cómo es? ¿Por qué es? ¿Quién la define? Y en este
sentido es de vital importancia considerar algunas de las siguientes siete (7) cualidades en una política
pública para que la vivienda sea adecuada:

»» Seguridad jurídica de la tenencia. ¿El derecho »» Vivienda habitable. Seguridad estructural,
al suelo debería ser un derecho humano? espacio sin hacinamiento;

»» Disponibilidad de servicios de infraestructura »» Accesible a todos, en relación a su condición
física;
»» Disponibilidad de equipamientos, incluidos
espacios públicos; »» Lugar adecuado, en relación al trabajo y;

»» Gastos adecuados conforme el nivel de »» Adecuación cultural de la vivienda.
ingresos;

Arq. Georgina Sandoval, presidenta honoraria en la Asociación Civil Casa y Ciudad y docente en el
Departamento de Investigación y Conocimiento para el Diseño. Universidad Autónoma Metropolitana, México.

19
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Una vivienda adecuada resulta fundamental para la sobrevivencia: «Su violación hace
peligrar el derecho a un empleo, afecta el derecho a la salud, física y mental, dificulta
el derecho a la educación y menoscaba el derecho a la integridad física, a la privacidad
o la vida familiar».
G. Pisarello: El Derecho a una Vivienda adecuada:
notas para su exigibilidad; 2001.

Desde estas ideas se puede vislumbrar una propuesta que tiene en cuenta algunas complejidades a
considerar:

»» Reconocer derechos y el Estado como responsable de otorgarlos;
»» Reconocer la participación del sector privado;
»» Disponer del gasto público necesario, tanto de la vivienda como del conjunto de relaciones de su
entorno: barrio, ciudad y medioambiente.

De esta forma, la formulación de una política pública de vivienda y hábitat debe identificar hacia quiénes
va dirigida, en nuestro caso, para quienes están en condiciones de pobreza. Si la política de vivienda se
orienta a esta población, surge con relevancia el tema de los ingresos para garantizar que la vivienda de
población empobrecida se puede producir o comprar en el mercado. Por tanto, se requiere combinar
crédito y subsidio. Un aspecto relevante a tener en cuenta es la capacidad adquisitiva, debido a que es la
que garantiza el acceso al derecho a la vivienda. Las políticas públicas deben promover que su población
sea productiva. La población de bajos recursos tiene conocimiento, experiencia y saberes, destacando que
las mujeres son una fortaleza en estos procesos.

Entonces, ¿el mercado va a solucionar el problema de la vivienda? ¿Qué opción tiene la población
que no accede al mercado habitacional?

De acuerdo al concepto de vivienda que se maneje es posible perfilar las características de las diferentes
formas de producción habitacional:

Provee acceso a la vivienda a los
PRODUCCIÓN PÚBLICA sectores sociales de bajos ingresos

Desarrolla la vivienda con
PRODUCCIÓN PRIVADA fines lucrativos

Produce sin fines de lucro bajo
PRODUCCIÓN SOCIAL el control de autoproductor
individuales u organizados y de
empresas sociales

20
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Es necesario reconocer que frente a la producción de vivienda hay distintos tipos de discursos: el lenguaje
del sector privado como constructor e inmobiliario, el lenguaje o discurso del sector público y un lenguaje
distinto entre las comunidades organizadas que trabajan por la producción social del hábitat.

El lenguaje del sector privado se refiere a la vivienda social en términos de colocar un recurso, buscar más
recursos, hacer muchas viviendas de manera rápida y fácil, buscando la especialización constructiva como
un producto habitacional. Las limitaciones de este esquema se dan cuando se cubren nichos de mercado
y al sector privado constructor no le interesa el mercado de la vivienda mejorada.

Desde el lenguaje de las comunidades organizadas, la producción social de la vivienda es la vivienda (el
hábitat) que se produce como proceso, sin lucro, conforma un patrimonio familiar y se lleva a cabo bajo la
dirección de un grupo organizado o núcleo familiar conforme a sus propias necesidades.

Las diferencias entre la vivienda producida por el sector privado frente a la producción social del hábitat,
se expresa mediante la conceptualización de la vivienda que hace la autora tomando como referencia al
arquitecto Enrique Ortiz.

1. La vivienda como producto derivado de la oferta y la demanda o como derecho humano;
2. La vivienda como satisfactor social, como mercancía o como bien de uso autoproducida;
3. La vivienda como un producto terminado o como proceso;
4. Como producto económico escaso (financiamiento) o como bien potencialmente abundante;
5. La vivienda como objeto o como un acto de habitar;
6. La vivienda como proceso social formal o informal.

La vivienda regida por las leyes de la oferta y la demanda, manejada como mercancía y como producto
industrial terminado, concebida como producto económico escaso y como objeto, es característica de la
producción mercantil, denominada generalmente de interés social. La vivienda entendida como derecho
humano universal, bien de uso, proceso, producto cultural, bien potencialmente abundante y como acto
de habitar, caracteriza a la producción social. La vivienda concebida como servicio y como satisfactor social,
que a su vez caracterizó a la producción pública, ha desaparecido en la mayor parte de los países. Las
intervenciones públicas directas que aún subsisten o que hoy resurgen, responden a uno u otro de los
modelos perfilados arriba, o a sus varias combinaciones posibles.

En la evaluación de la política habitacional del caso mexicano, los resultados cuestionan el papel del libre
mercado para solucionar el problema de la vivienda. Los aportes del gobierno al sector privado promovieron
la producción de casas sin ciudad. Casas sin gente. Gente endeudada. La política de vivienda de México y el
papel del mercado en la solución de viviendas se está replanteando porque la anterior política no se orientó
a la casa con gente, desconoció esta realidad y la de su población.

La reflexión de la ponente incluyó un cuestionamiento sobre la próxima Cumbre Mundial de Vivienda y
Desarrollo Urbano Sostenible Hábitat III, que se celebra cada 20 años. Hace las preguntas: ¿Nos están
proponiendo un cambio de paradigma? Al respecto comenta algunos de los criterios que se están
planteando para debatir sobre el tipo de ciudades con desarrollo urbano sostenible: densidad a través de
torres, diversidad de usos incorporando actividad comercial e intensidad creando espacios públicos, que
no siempre son de acceso público.

Con respecto a la idea del modelo de ciudades con los espacios del siglo XXI, se hizo referencia al término
«límite al verde». Se invita a revisar la forma como se está redensificando en la actualidad para lograr mayor
calidad de vida en las ciudades.

A manera de conclusión, se hace un llamado a que la política pública debe comprender que no todo es
vivienda nueva y terminada y, en esa medida, la formulación de una política integral dirigida a sectores
empobrecidos debe incorporar la ciudad construida para su mejoramiento integral de titulación, vivienda y
entorno, como modalidades mixtas de construcción que se puedan completar con un desarrollo progresivo.

3
Véase Producción Social de Vivienda y Hábitat: bases conceptuales para una política pública. 21
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Preguntas y comentarios:

»» Las reflexiones y preguntas generadas entre los asistentes estuvieron relacionadas con que se
espera que el foro se oriente a llenar el vacío de una política pública de hábitat para los sectores
empobrecidos.

»» Desde la Red Urbano Popular y el Foro Ciudadano se consulta sobre las modalidades de desalojos
de hogares a sectores vulnerables. ¿En México se dan esas modalidades como se dan en la
República Dominicana?

»» ¿Cómo atender de manera diferenciada a los pobres indigentes?

»» La organización MUDHA de mujeres domínico-haitianas cuestiona si en la política van a incluir los
bateyes, algunos de ellos con 60 años de construidos. Se responde que en el batey Consuelo se va
a hacer un proyecto piloto, con levantamiento y propuesta comunitaria de mejoramiento.

22
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PANEL I
23
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

SITUACIÓN DEL DERECHO DE LA VIVIENDA EN LA
REPÚBLICA DOMINICANA.
¿Por qué una política de vivienda para grupos empobrecidos?

Moderado por Magdalena Lizardo. directora de la Unidad Asesora de Análisis Económico y Social del Ministerio
de Economía, Planificación y Desarrollo (MEPyD).

Artículo 59.- Derecho a la vivienda. «Toda persona tiene derecho a una vivienda
digna con servicios básicos esenciales. El Estado debe fijar las condiciones necesarias
para hacer efectivo este derecho y promover planes de viviendas y asentamientos
humanos de interés social. El acceso legal a la propiedad inmobiliaria titulada es una
prioridad fundamental de las políticas públicas de promoción de vivienda».
Constitución de la República Dominicana de 2010

24
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

MARCO LEGAL Y SITUACIÓN DEL DERECHO A LA VIVIENDA
EN LA REPÚBLICA DOMINICANA

Jaime Rodríguez, abogado.

L
a moderadora, Magdalena Lizardo, abrió el panel resaltando el marco de la Ley 1-12 que crea la
Estrategia Nacional de Desarrollo 2030, la cual plantea una visión de desarrollo del país para las
próximas décadas y cómo la esta representa el soporte para la planificación y acción de las diversas
dependencias y entidades del Estado.

El segundo eje estratégico de la END 2030 postula la construcción de «Una sociedad con igualdad de
derechos y oportunidades, en la que toda la población tiene garantizada educación, salud, vivienda digna y
servicios básicos de calidad, y que promueve la reducción progresiva de la pobreza y la desigualdad social
y territorial».

Igualmente, postula que la construcción de una sociedad donde efectivamente exista igualdad de derechos
y oportunidades demanda el logro de siete objetivos generales, destacando el valor de la vivienda para la
garantía plena de derechos: 1. Educación de calidad para todos y todas. 2. Salud y seguridad social integral.
3. Igualdad de derechos y oportunidades. 4. Cohesión territorial. 5. Vivienda digna en entornos saludables.
6. Cultura e identidad nacional en un mundo global. 7. Deporte y recreación física para el desarrollo humano.

Iniciada la intervención del primer ponente, señor Jaime Rodríguez, presentó los aspectos legales del
derecho a la vivienda circunscrito en el marco constitucional centrado en el Estado social y de derecho. El
Estado tiene la función de prestar bienes y servicios para liberar obstáculos que permitan el acceso a los
derechos sociales y económicos.

Con respecto al derecho a la vivienda en particular, el ponente hace referencia al artículo 59 de la Constitución:
«Toda persona tiene derecho a una vivienda digna con servicios básicos esenciales. El Estado debe fijar las
condiciones necesarias para hacer efectivo este derecho y promover planes de viviendas y asentamientos

25
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

humanos de interés social. El acceso legal a la propiedad inmobiliaria titulada es una prioridad fundamental
de las políticas públicas de promoción de vivienda».

El marco legal de la Constitución permite la subsidiariedad para vincular de manera activa al sector privado
en la atención a la vivienda. Igualmente, el Estado puede actuar como «Estado garante», a través del fomento
y de la regulación para la prestación de soluciones de vivienda.

Un ejemplo del papel de fomento del gobierno es el mecanismo de fideicomiso combinado con subsidios.
El marco regulador corresponde a reglamentaciones entre actores, como es el caso de la relación entre
arrendadores e inquilinos. Se trata entonces de marcos legales de la vivienda que buscan promover y
regular el mercado.

Se presentan también las dimensiones del derecho a la propiedad, mediante fomento y regularización. El
derecho a la propiedad tiene límites regulatorios legales relacionados con el ejercicio de otros derechos,
tales como el interés social de la propiedad y el marco legal ambiental.

La vivienda es un derecho fundamental, de manera que las intervenciones por parte del Estado para hacerlo
efectivo contemplan la regulación de los mercados vinculados a la vivienda, como es el caso del alquiler.

Un aspecto importante presentado por el ponente, consistió en su planteamiento sobre el papel del Estado
en generar políticas públicas que contemplen seguridad jurídica, sin que necesariamente sea la propiedad.

Por último, con respecto a la formulación de una política concertada de vivienda y hábitat para sectores
empobrecidos, el ponente considera que a través de espacios como este el Estado dominicano fomenta la
participación ciudadana. Las personas deben ser titulares y constructoras de las políticas, como principio
democrático. Los hogares, además de beneficiarios, deben ser actores de la política.

La moderadora destaca que varios de los planteamientos con respecto al marco legal brindan elementos
para una nueva legislación de vivienda, los cuales deben ser incorporados en la política pública que se está
requiriendo.

26
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PROPUESTA DE INTERVENCIÓN CONCERTADA PARA LA
PRODUCCIÓN SOCIAL DEL HÁBITAT Y LA VIVIENDA

Onofre Rojas, director ejecutivo de la Comisión Presidencial por el Rescate de la Cuenca Ozama e Isabela.

La Comisión Presidencial Ozama e Isabela está integrada por 21 instituciones públicas y privadas, así como
organizaciones comunitarias. Es presidida por el Ministerio de la Presidencia y sus funciones son: asesorar y
colaborar con las organizaciones e instituciones que tienen incidencia en las cuencas, promover alianzas y
articular actores para la acción de los planes estratégicos, captar recursos, ya sea capital humano, económico,
técnico y ambiental, promover la educación ambiental, favorecer la vinculación de las acciones de preservación
ecológica y saneamiento ambiental e impulsar iniciativas que fomenten el desarrollo integral en las cuencas,
promoviendo la participación activa y organizada de los sectores sociales.

E
l caso dominicano seleccionado por las entidades organizadoras del evento fue presentado porla
Comisión Presidencial para el Rescate de la Cuenca Ozama e Isabela, con lo cual se evidenció el
respaldo institucional y de gobernanza para su ejecución.

Como parte de la gobernanza, el Presidente de la República creó la Comisión Presidencial para la
Rehabilitación, Saneamiento y Preservación y Uso Sostenible de la Cuenca de los Ríos Ozama e Isabela
mediante el Decreto 260-14, que permitió darle un marco legal e institucional.

El expositor, señor Onofre Rojas, explicó que la Comisión es un producto social e histórico, pues la cuenca
tiene cerca de 400 arroyos con más de 3.5 millones de habitantes en su entorno. Para la operativización de
sus acciones cuenta con un Plan Estratégico de Uso sostenible, Rehabilitación, Saneamiento y Desarrollo
Integral de la cuenca Ozama e Isabela, que fortalecer la coordinación interinstitucional y que permite
trabajar por mesas sectoriales y territoriales.

27
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Con respecto al Plan Ambiental, este se centra en la recuperación ambiental con un enfoque de integración,
es el caso de la recuperación de zonas de alta vulnerabilidad. También aborda la situación de los servicios
públicos, principalmente de alcantarillado sanitario y rescate del frente marino. Para este aspecto se ha
realizado un Plan Maestro de Rescate de las cuencas altas, media y baja de los ríos Ozama e Isabela bajo la
concertación de los sectores social, público y privado.

El proyecto reconoce la necesidad de generar más empleos y mejorar los ingresos de la población en la
zona. En este sentido, las iniciativas para la cuenca alta vinculan al campesinado pobre con programas
de reforestación y agricultura familiar, creación de cooperativas, empresas comunitarias de manejo de
residuos sólidos, pequeñas cooperativas eléctricas a nivel barrial y fomento de iniciativas de formación de
escuela vocacional. Adicionalmente, se gestiona la vinculación de empleo al sector salud con las nuevas
infraestructuras que se están construyendo.

En cuanto al entorno y conectividad de la vivienda, aparecen factores clave, como la nueva vialidad de una
red de intervenciones y conectividad a través del metrocable. Se han planteado proyectos de infraestructura
social, como mercados, equipamientos deportivos, educativos y obras puntuales de mitigación de
inundaciones. En ese entorno favorable de conectividad y equipamientos sociales y seguridad antes riesgos
de origen natural se han hecho mejoramientos de viviendas.

Esta experiencia es un referente para la construcción de un hábitat saludable, que sirve como un aporte a
una visión de política pública para intervenciones integrales de vivienda y hábitat, en el año del fomento a
la vivienda.

Como se pudo evidenciar en la presentación, esta experiencia nacional demuestra que una política pública
concertada de vivienda y hábitat debe contar con un marco institucional de gobernanza y legislación que
permita la coordinación entre entidades del Estado, como garantía de intervenciones integrales.

Preguntas:

• ¿Es posible, en el marco de una política de vivienda, crear una alianza tripartita pública, privada
y social por la vivienda?
• ¿Cómo participa la comunidad en esos proyectos estratégicos y cuál es su vinculación con las
políticas públicas?
• ¿A quiénes van dirigidos los proyectos de vivienda del gobierno?
• ¿La Comisión Nacional de Regularización de Predios podrá vincular a situaciones en predios
privados?
• ¿Se considerará la vivienda rural?
• ¿Hay interés de vincular al sector social de la vivienda para acompañar al Estado en la
formulación de la política social. Se ha considerado incluir el tema de mejoramiento de los
ingresos a los hogares, principalmente rurales, como parte de la política de vivienda?

Comentarios:

Las pequeñas y medianas empresas de la construcción están interesadas en atender el mejoramiento
de vivienda y barrios. Se recomienda revisar la escalabilidad de experiencias de atención a población
en zonas de vulnerabilidad ambiental.

Las políticas de fideicomisos están atendiendo de manera eficiente a un sector de la población, por lo
que se hace necesario crear otros instrumentos para atender a la población de menores ingresos en
sus necesidades de vivienda.

28
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PANEL II
29
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

PROPUESTAS DE MODELOS DE FINANCIAMIENTO PARA
LA VIVIENDA SOCIAL ADECUADOS A LA REALIDAD
DOMINICANA

Moderado por Sina del Rosario, secretaria técnica del Ayuntamiento del Distrito Nacional (ADN).

«Impulsar el desarrollo de mecanismos, consistentes con el marco regulador,
que faciliten y promuevan el ahorro habitacional programado, así como el uso de
los recursos de los fondos de pensiones, para fomentar programas habitacionales
en beneficio de la población trabajadora cotizante a la Seguridad Social. Propiciar
el acceso de las organizaciones sin fines de lucro que cumplan con requisitos de
fiscalización y control, a líneas de crédito destinadas al microfinanciamiento para el
mejoramiento y construcción de viviendas de familias de bajos ingresos, priorizando
las de jefatura femenina en condiciones de vulnerabilidad. Promover el desarrollo
de nuevas opciones de financiamiento para constructores y promotores del sector
privado que ofrezcan viviendas de bajo costo y estándares adecuados de calidad,
incluyendo a los pequeños y medianos constructores y promotores».
Ley 1-12 Estrategia Nacional de Desarrollo 2030 – Líneas de acción en vivienda

30
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

El financiamiento de la vivienda social es uno de los principales retos que afronta República Dominicana, así
como los demás países de Latinoamérica y el Caribe. Por esta razón, las entidades organizadoras del foro
consideraron necesario crear un panel que permitiera escuchar experiencias y propuestas sobre modelos de
financiamiento planteadas por diferentes actores públicos, sociales y privados. Esta diversidad de enfoques
permite también identificar en qué tipos de población y vivienda hay instrumentos de financiamiento y en
cuáles aún se presentan retos por atender.

La formulación de variedad de modelos de financiamiento para la vivienda social, adecuados a la diversidad
de las demandas de vivienda de los sectores empobrecidos, es uno de los pilares de la formulación
concertada de la política de vivienda y hábitat para estos sectores sociales.

31
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

PROPUESTA DEL SECTOR SOCIAL REPRESENTADO POR
LA COMISIÓN DE VIVIENDA DEL FORO CIUDADANO

Rafael Jovine, economista de Foro Ciudadano.

El ponente de Foro Ciudadano aborda el tema desde tres aspectos: diagnóstico, respuestas del Estado y
propuestas. Adicionalmente, plantea una serie de consideraciones para el debate.

C
on respecto al diagnóstico, la medición del déficit debe servir para tener un punto de partida para
la política pública. Hay dos cifras oficiales sobre el cálculo del déficit habitacional en el país: una
producida por el MEPyD y otra por la ONE. Ambos cálculos evidencian que la mayor carencia está en
el mejoramiento de la vivienda y el entorno (déficit cualitativo). Para la ONE, el 70% del déficit es cualitativo,
mientras que para el MEPyD, si bien el déficit cualitativo es menor, 65% sigue siendo la mayor problemática;
y este dato se aplica para efectos del Plan Nacional Plurianual del Sector Público. Por tanto, si se pretendiera
solucionar el monto a invertir, se estima en 229,000 millones de pesos (suma equivalente al 7% del PIB).

Al año 2016, el costo estimado para cubrir las necesidades
habitacionales en estructura de la vivienda y servicios básicos de
todos los hogares del país alcanzaba los 229,000 millones de pesos,
equivalentes al 7.05% del PIB.
Naciones Unidas, El Derecho Humano a una Vivienda Adecuada, Nueva York, Folleto
Nº21/ Rev. 1.

32
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

574,910574,910
306,276 6

1,147,858
1,147,858 972,925
972,925

0.0 0.5 1.0 1.5 2.0 2.5

Cualitativo Cuantitativo

El tema de acceso a agua al interior de la vivienda y con continuidad en el servicio, es la mayor causa del
déficit cualitativo. Desde el sector social se espera que el cuatrienio del agua 2016-2020 sea determinante
en la disminución del déficit cualitativo, pues el impacto en reducción de este sería significativo.

Respuesta del Estado

»» Ciudad Juan Bosch: vivienda nueva con la Ley 189-11 para el Desarrollo de Mercado Hipotecario y
Fideicomiso+ subsidios. Estas exoneraciones en su conjunto son más altas que las del presupuesto
anual del Instituto Nacional de la Vivienda, y es aún mayor con las inversiones en infraestructura.

»» Viviendas a hogares de menores ingresos: corresponden a los programas de reasentamiento de alto
riesgo en los cuales se ha concentrado el INVI. Es donde más dinero se ha invertido por parte del
Estado. Son cuatro proyectos, destacando La Barquita y Mesopotamia.

»» Plan de titulación de tierras a través de la Comisión Permanente de Titulación de Terrenos del Estado,
que avanza con resultados menores a los esperados.

»» La oferta de 62,000 viviendas nuevas está proyectada en el 2020. Se requieren medidas para avanzar
en la construcción de 15,000 viviendas anuales.

El expositor plantea que hay dispersión institucional en la política habitacional, debido a un papel poco
activo del Consejo Interinstitucional de la Política de Vivienda. Afirma que es una institución fantasma de la
política nacional. Por último, en cuanto a la situación actual, evidencia que de todo el gasto de capital del
presupuesto público, la menor inversión está en agua y vivienda.

33
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

El expositor plantea que hay dispersión institucional en la política habitacional, debido a un papel poco
activo del Consejo Interinstitucional de la Política de Vivienda. Afirma que es una institución fantasma de la
política nacional. Por último, en cuanto a la situación actual, evidencia que de todo el gasto de capital del
presupuesto público, la menor inversión está en agua y vivienda.

2. Asegurar la sostenibilidad de la política:

i. Creación del Fondo Nacional de la Vivienda: soportar la estructura de financiamiento, tanto de la
producción como del acceso a la vivienda del Sistema Nacional Vivienda y Asentamientos Humanos
Empobrecidos.

ii. Creación del Fondo de Ahorro Voluntario o Alquiler para la Vivienda: ingresos por alquiler solidario
y ahorros para mejoras futuras y compras, manejado como ayuda mutua o por cooperativas
comunitarias para garantizar la recuperación.

iii. Establecimiento del Fondo de Aportes del Sector Público: se propone trabajar desde una óptica sectorial
de vivienda y constituir un pacto fiscal que permita alcanzar una inversión pública mínima del 2% del
Producto Interno Bruto o el 8% del presupuesto nacional, el que fuera mayor, en virtud de la urgencia
nacional que representa el elevado déficit habitacional en el país.

3. Revisar las exenciones a la propiedad:

Acumulado en período 2013-2016/En millones de RD$

Grupo 1: alto riesgo (Devengado) 5,842.1

Grupo 2: ingresos bajos (Devengado) 4,633.2

Grupo 3: ingresos medios (Exenciones) -4,768.73

Grupo 4: ingresos altos (Exenciones) -20,954.4

-25 -20 -15 -10 -5 05 10
Fuente: elaborado en base a información de estadísticas institucionales,
presupuesto (DIGEPRES) e impositivas (DGII) período 2013-2016

También se propone revisar por tramos de 2.4 a 6.4 millones para generar ingresos hacia vivienda, revisión
al régimen catastral de vivienda suntuaria, descartar la propuesta del uso de recursos de seguridad
social, la creación de un Plan Decenal para el sector, definir estándares de calidad para la construcción ,
desarrollar programas habitacionales integrales y el fortalecer la política de gestión de riesgos.

34
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Consideraciones para el debate:

»» Carácter universal de la política habitacional (no asistencial ni de mínimos).

»» Requerimiento mínimo de inversión del 2% del PIB.

»» Sectorial Vivienda y Pacto Fiscal: la más rezagada de las sectoriales no puede quedar excluida de la
discusión.

»» Oposición al uso de fondos de la seguridad social: no se puede financiar un derecho vulnerando otro.

»» Ponderar la inclusión de proyectos habitacionales en «programas protegidos» del Presupuesto General
del Estado (Período 2017-2020).

»» Prioridad al segmento poblacional en condición de exclusión extrema: damnificados, madres solteras,
adultos mayores y personas con discapacidad.

»» Elaboración y puesta en marcha de planes sectoriales de corto/mediano/largo plazo: Plan Decenal de
Vivienda.

»» Espacios permanentes de articulación sectorial (Gobierno-sociedad civil).

35
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

PROPUESTA DEL SECTOR GUBERNAMENTAL,
REPRESENTADO POR EL INSTITUTO NACIONAL DE LA
VIVIENDA (INVI)

Ing. Jimmy García, subdirector de asuntos Internacionales.

E
l Instituto Nacional de la Vivienda, en la persona del señor Jimmy García, presentó los avances en los
proyectos habitacionales de interés social que ejecutan, la inversión del gobierno en el sector y los
incentivos para promover la reducción del déficit habitacional en el país. Inició expresando que las
políticas sociales del gobierno dirigidas a las viviendas en los últimos tiempos han estado enfocadas a
los sectores vulnerables, marginados y desfavorecidos, ya que son los más necesitados de la ayuda del
Estado, por el gran deterioro de sus viviendas, la falta de servicios básicos y el hacinamiento, lo que provoca
enfermedades, inseguridad y delincuencia.

En consecuencia, la gestión de esta entidad ha puesto énfasis en el abordaje del reasentamiento de alto
riesgo de hogares de extrema vulnerabilidad, así como alianzas con el sector privado para crear oferta
hacia población con ingresos cercanos a los RD$20,000 pesos mensuales (menos de USD$440).

Las viviendas de interés social van dirigidas a satisfacer las necesidades habitacionales de grupos
damnificados por fenómenos naturales o aquellos que requieran de reubicación por habitar en zonas
de alto riesgo (familias que viven a orillas de los ríos, cañadas y en partes bajas), así como en lugares
montañosos donde ocurren deslizamientos de terreno y lugares que son objeto de remodelación urbana.
Para la asignación de viviendas de interés social, todas las familias son elegidas con base en el reglamento
que rige la institución al respecto (ingresos).

36
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PROGRAMAS Y PROYECTOS DEL INVI

Programa de Obras de
Programa de Desarrollo Reactivación Económia
Urbano y Hábitat del Estado Dominicano

Construcción de Proyectos Construcción de Proyecto
Integrales de Viviendas de con Fondos Especializados
Interés Social de la Presidencia

«El derecho a una vivienda​adecuada no exige que el Estado construya viviendas para
toda la población. En lugar de ello, el derecho a una vivienda adecuada comprende las
medidas necesarias para prevenir la falta de un techo, prohibir los desalojos forzosos,
luchar contra la discriminación, centrarse en los grupos más vulnerables y marginados,
asegurar la seguridad de tenencia para todos y garantizar que la vivienda de todas las
personas sea adecuada»v.
Naciones Unidas, El Derecho Humano a una Vivienda Adecuada, Nueva York, Folleto
Nº21/ Rev. 1.

37
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

PROGRAMA DE DESARROLLO URBANO Y HÁBITAT

Con el Programa de Desarrollo Urbano y Hábitat se han ejecutado varios proyectos a nivel nacional, con
prioridad en reasentamientos de zonas de alto riesgo por fenómenos naturales y reparación de viviendas
inadecuadas. El mejoramiento de vivienda ha tenido una cobertura de 163,000 viviendas.

Objetivos:
Disminuir el déficit habitacional cuantitativo, mejorar el entorno y elevar la calidad de vida de las familias
beneficiadas.

Metas:
Construir asentamientos humanos para familias de escasos recursos, construir viviendas nuevas con
sus servicios y reparar las viviendas inadecuadas y su entorno.

Modalidad de Inversión:
Recursos del sector público, internos y de organismos internacionales, terrenos del Estado propiedad
del INVI, traspasados mediante acuerdos interinstitucionales con: IAD, CEA, BN y Ayuntamientos

Coordinación:
Coordinación social de manera interinstitucional con las entidades y organizaciones involucradas en los
proyectos.

38
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Por su parte, se plantea que se están gestionando terrenos públicos y alianzas para proyectos habitacionales.
Las inversiones han venido del Ministerio de la Presidencia, del Ministerio de Obras Públicas y del INVI.
Además, este programa cuenta con el financiamiento del Estado dominicano y de la Corporación Andina de
Fomento (CAF). Se destinaron US$113 millones de dólares (US$80 millones de dólares en la primera fase
y US$ 33 millones de dólares en la segunda), logrando la construcción de 6,912 viviendas de interés social.
El gobierno dominicano en los últimos tres años (2013-2015) construyó 85 proyectos en igual número de
comunidades, para un total de 10,492 viviendas que beneficiaron a 41,968 personas.

Algunos proyectos específicos:

»» Proyecto La Nueva Barquita: construido en el sector La Javilla de Sabana Perdida. Consta de 1,637
viviendas para beneficiar 6,548 personas y de 90 locales comerciales e infraestructura de servicios
básicos.

»» Proyecto Mesopotamia: localizado en San Juan de la Maguana, con 535 viviendas para beneficiar a
2,140 personas.

»» Proyecto Boca de Cachón: localizado en la provincia Independencia, donde las familias recibieron 560
viviendas para beneficiar a 2,240 personas de esa área rural del país.

»» Proyecto Concordia Vista del Parque: localizado en La Vega, con 208 viviendas para beneficiar a 832
personas.

»» Proyecto Jardín de Gautier: con 53 viviendas para beneficiar a 212 personas.

Inversión en construccion del sector privado por tipo de vivienda y apartamento entre 2011 - 2015

TOTAL TASA
ANEXO ANEXO A APART. O % %
AÑOS VIVIENDAS SECTOR DEL
APART VIVIENDA EDIF. PPTO PIB
PRIVADO RD DÓLAR

2011 117,101,761 9,085,437 6,837,984,901 391,693,682 7,355,865,781 38.62 1.8 0.40

2012 372,842,570 8,082,476 7,022,025,273 724,941,579 8,127,891,898 40.29 1.9 0.40

2013 139,371,305 1,898,817 6,607,377,997 595,466,679 7,344,114,798 42.70 1.4 0.30

2014 522,572,242 13,227,247 15,586,279,881 1,105,507,194 17,227,586,564 44.27 3.3 0.70

2015 454,249,963 13,119,840.00 23,172,330,731 1,437,236,925 25,076,937,460 44.98 4.0 0.90

39
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

»» Creación de un fondo para que sea aplicado directamente al adquiriente de la vivienda, así como
viabilizar el acceso, la obtención de financiamiento a los sectores de bajos ingresos, a los cuales se les
dificulta su adquisición en el mercado.

»» Aplicación de exenciones tributarias a este tipo de viviendas para que sean más accesibles a las familias
de bajos ingresos, así como otorgamiento terrenos a los constructores de viviendas para abaratar los
costos, como también a través de la política financiera de la Junta Monetaria se aplicó la liberación de
más de 14,000 millones de pesos del encaje legal a tasas de interés más baja para el sector inmobiliario.

»» Aplicación de la Ley 189-11 sobre el Desarrollo del Mercado Hipotecario y el Fideicomiso, así como
de los decretos 663-12 que crea la Comisión de Fideicomiso, el 359-12 sobre el reglamento para la
acreditación de proyectos de viviendas de bajo costo y el decreto 153-13 sobre viviendas de bajo costo,
el reglamento 95-12 sobre fideicomisos y sus normas. Este es un esfuerzo conjunto de los sectores
público y privado.

Consideraciones finales

Los proyectos de viviendas de interés social construidos por el gobierno dominicano se han realizado en
todas las provincias del país, incluyendo zonas urbanas, suburbanas y rurales. Los recursos disponibles no
son suficientes para enfrentar el déficit, ya que los ingresos del Estado son muy limitados.

Por esta razón, el gobierno dominicano, a través de una política de incentivos, como son la exención de
impuestos para las viviendas de bajo costo, aporte de terrenos, construcción de infraestructuras de servicios
básicos, aplicación de una política financiera para que los inversionistas y los promotores de viviendas de
bajo costo accedan al financiamiento, con tasas de interés más bajas ha propiciado una mayor participación
del sector privado en alianza con el Estado dominicano, lo que permitirá una mayor inversión del sector
público para las viviendas de interés social.

40
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PROPUESTA DEL SECTOR EMPRESARIAL, REPRESENTADO
POR LA ASOCIACIÓN DOMINICANA DE CONSTRUCTORES Y
PROMOTORES DE VIVIENDAS (ACOPROVI)

Ing. María Gatón, primera vicepresidente de ACOPROVI y gerente general del Grupo Pedralbes.

S
egún la señora María Gatón, vicepresidente de la Asociación Dominicana de Constructores y
Promotores de Viviendas (ACOPROVI) - entidad que agrupa a más de 200 organizaciones-, el sector
privado produce más soluciones de vivienda que el sector público, con lo cual el sector privado está
interesado en que se estructuren lineamientos de política a los fines de promover la disminución del déficit
de viviendas en el país y participar en su implementación.

Desde la perspectiva del sector privado empresarial, ACOPROVI reafirma que el déficit habitacional supera
las 2, 120,783 millones de viviendas.

La ponente expresa que los trámites para la obtención de permisos de construcción de viviendas son
diferenciados entre el sector público y el privado. Manifiesta que cumplen la normatividad, a diferencia del
INVI, que no debe gestionar aprobaciones para la construcción. Se propone que todos los proyectos cursen
las aprobaciones, sean públicos o privados. Plantea, igualmente, que el precio del suelo dificulta al sector
privado bajar el precio de la vivienda, como lo solicita la Presidencia.
Diagnóstico:
(Estudio de Oferta y Demanda, ACOPROVI 2013)

Acceso a financiamiento ofrecido por las entidades financieras a la demanda real (ingresos
mayores a RD$30,000.00):

• El 38% (25,673 Uds.) podría acceder a préstamos para viviendas ubicadas en el rango de 1 a 1.5 millones
de pesos;
• El 26% (17,772 Uds.) a las ubicadas entre 2 a 3 millones de pesos;
• El 21% (14,131 Uds.) a las correspondientes al rango entre 3 a 4.5 millones de pesos;
• El 15% (10,522 Uds.) a las ubicadas en más de 5 millones de pesos.

41
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Cuotas a pagar por la demanda real:

A) El 43% estaría dispuesto a pagar hasta un (1) millón de pesos (61,892 unidades.)
B) El 22% estaría dispuesto a pagar hasta 2.5 millones de pesos (31,665 unidades.)

• El 58% (84,253uds.) sólo podría realizar un pago mensual de RD$ 8,000.00 o menos;
• El 20% (29,160uds.) entre RD$10,000.00 y RD$20,000.00;
• El 12% (17,367) entre RD$20,000.00 y RD$30,000.00;
• El 10% (11,425) más de RD$30,000.00.

Limitaciones de la oferta

El estudio demostró que uno de los inconvenientes del sector vivienda es el bajo ingreso y la falta de
accesibilidad al crédito que tiene la población dominicana.

• El 52% de la oferta con relación al precio no se corresponde con la demanda;
• El 32% de la oferta con relación al tamaño no se corresponde con la demanda;
• El 63% expresa que el mercado si le ofrece lo que están buscando.

4
ACOPROVI es una organización gremial sectorial cuyo objetivo es integrar en una agrupación sin fines de lucro a las personas, instituciones y
empresas que intervienen directamente o indirectamente en la construcción y promoción de las viviendas en la República Dominicana.
42
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PROPUESTAS DE ACOPROVI PARA EL FINANCIAMIENTO

Hay una coincidencia con los representantes de los sectores sociales de la vivienda en cuanto a la necesidad
de fortalecer la institucionalidad para la gobernanza. En este sentido, plantean crear el Ministerio de la
Vivienda, se propone el Provivienda (para la traza de políticas), Fonvivienda (para administrar los recursos)
y Tramvivienda (para gestionar y agilizar trámites).

En cuanto al marco normativo, las propuestas se orientan a:

1. Nuevo régimen de alquiler.
2. Nuevo régimen de condominios – Ley de Condominios.
3. Revisión de las normatividades urbanas para que los metrajes de los apartamentos se orienten a varias
opciones de acuerdo al poder adquisitivo.

En cuanto a la gestión habitacional desde el gobierno, las propuestas son:

1. Disminuir el déficit habitacional facilitando el usufructo, alquiler o compra de viviendas a las familias más
pobres a través de la garantía de incentivos a la demanda;
2. Promover la formalización o el ahorro programado como mecanismos de mostrar el alcance de la
capacidad de pago;
3. La alianza pública – privada en la ejecución de proyectos que avanzan mediante los fideicomisos;
4. Con respecto al diseño participativo, considera que hay que concertar con las comunidades la localización
segura de los proyectos.

En cuanto a la financiación, se plantea una serie de instrumentos, tales como:

1. Fondo Nacional de la Vivienda para estructurar los subsidios, que inicie con $5 mil millones de pesos,
provenientes de los recursos del Estado, de los recursos de la Seguridad Social, de los recursos vía la
titularización de hipotecas, de los recursos de remesas vía la creación de fiducias de garantías, de los
recursos tierra del Estado, recursos por incentivos tributarios a la demanda y de recursos externos
reembolsables y no reembolsables. La estructuración de los subsidios sería la siguiente:

»» Subsidio directo a la demanda potencial y efectiva para apoyar el uso, alquiler o compra.
»» Subsidio a la tasa de interés para apoyar la compra.
»» Subsidio Bono Tierra y el Bono ITBIS, arbitrios contenidos en el Régimen Fiduciario.
»» Pago de la cuota del préstamo hipotecario durante 7 años.

2. Créditos revolventes para los programas de mejoramiento, autoconstrucción y viviendas progresivas.
3. La industrialización como mecanismos para bajar los costos de producción y precios.
4. Reducción de los costos de los seguros en los créditos, pues alcanzan a ser el 14%.
5. Financiación de la cuota inicial.

43
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Escenarios de financiamiento de viviendas de bajo costo: primeros recursos identificados
del Seguro de Riesgos Laborales

Variable Primer rango Segundo rango Tercer rango

Valor de la vivienda RD$1,000,000.00 RD$1,500,000.00 RD$2,000,000.00

Tasa de mercado 12% 12% 12%

Tasa subsidiada 5% 4% 3%

Porcentaje de interés
41.67% 33.33% 25%
del fondo
Porcentaje de interés
58.33% 66.67% 75%
del hogar
Porcentaje de viviendas
50% 30% 20%
subsidiadas

¿Cuántas viviendas podría financiar el sector privado a través del Seguro de Riesgos Laborales (SRL)?

Relación préstamo /
LTV 60% LTV 70% LTV 80%
valor
Viviendas financiadas en
35,916 30,785 26,937
rango 1
Viviendas financiadas en
21,550 18,471 16,162
rango 2
Viviendas financiadas en
14,366 12,314 10,775
rango 3
Total viviendas
71,832 61,750 53,874
financiadas
Valor promedio subsidio
206,036 240,375 274,714
RD$
Porcentaje de viviendas
4,792 5,590 6,389
subsidiadas

Esquema de cuotas según condiciones actuales de financiamiento (Tasa 8%)

Tiempo 10 años 15 años 20 años 30 años

Monto RD$800,000 RD$1,000,000 RD$1,500,000 RD$2,000,000

Cuota mensual
$9,707.00 $9,557.00 $12,547.00 $14,676.00
interés y capital
Cuota mensual
$11,100.00 $11,200.00 $14,800.00 $17,500.00
con seguro

44
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Esquema de cuotas según condiciones actuales de financiamiento (Tasa 11%)

Tiempo 10 años 15 años 20 años 30 años

Monto RD$800,000 RD$1,000,000 RD$1,500,000 RD$2,000,000

Cuota mensual
$11,020 $11,400 $15,500 $19,047
interés y capital
Cuota mensual
$12,400 $13,000 $17,700 $21,900
con seguro

Líneas programáticas a considerar:

»» Construcción de viviendas nuevas

• Para usufructo, alquiler y compra
• Mejoramiento de viviendas

»» Construcción de viviendas progresivas

»» Autoconstrucción de viviendas

»» Construcción de viviendas sustentables (viviendas verdes)

»» Dotación de servicios a lo interno de la vivienda

»» Urbanización de terrenos

»» Mejoramiento de barrios

»» Renovación urbana

45
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

UNA EXPERIENCIA EXITOSA: PROGRAMA
PATRIMONIO HOY DE CEMEX DOMINICANA

Sra. Levelyn Corniel.

O
tra perspectiva de la vivienda, que complementa esta visión desde diversos actores de la política
pública, corresponde al sector productor y comercializador de materiales de construcción. Su
visión es relevante, porque atiende tanto al sector formal desarrollador, como a la producción
social de la vivienda y el hábitat. Patrimonio Hoy es un programa de Responsabilidad Social Empresarial
para el mejoramiento constructivo. Inició en México y se ha replicado en Costa Rica, Colombia y República
Dominicana.

Patrimonio Hoy representa un modelo de negocio inclusivo de Cemex, que ha transformado la vida de
las familias dominicanas a través de un sistema de ahorro que les garantiza la compra de materiales de
obra gris (cemento, bloques, agregados, varilla, alambre y cal) para la construcción o remodelación de las
viviendas.

Entre sus objetivos:

»» Promover la autoconstrucción en las familias beneficiadas.
»» Lograr que las familias dominicanas ahorren para la construcción o remodelación de sus viviendas.
»» Cambiar la calidad de vida de las familias beneficiadas, permitiéndoles tener una casa más digna y más
segura.
»» Lograr el empoderamiento de las comunidades mediante una estrategia social de alto impacto.
»» Desarrollar un programa de responsabilidad social sostenible y sustentable, el cual genera un valor
agregado a las familias dominicanas.

46
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Modelo de financiamiento: el programa de asesoría, ahorro y construcción funciona a través de un sistema
de ahorro-crédito de 48 semanas, donde el beneficiario tiene derecho a recibir 3 entregas de materiales.

1RA. ENTREGA MATERIALES 2DA. ENTREGA MATERIALES 3ERA. ENTREGA MATERIALES

• Ahorra las primeras 8 • Ahorra 8 semanas de la • Ahorra 16 semanas de
semanas 17 a 24. la 33 a la 48 para recibir
su última entrega de
• Obtiene microcrédito en • Obtiene microcrédito en materiales y concluir su
materiales materiales. proyecto

• Semana 9 a 16 salda • Semana 25 a 32 salda
microcrédito microcrédito.

En República Dominicana hay dos oficinas. El Programa estipula un ahorro semanal (48 semanas) de
RD$700 a RD$1,500 pesos semanales. El Programa le hace asesoría constructiva, el presupuesto de obra
con precios congelados y el acceso a los materiales. Las familias del programa, por lo general, no tienen
acceso a crédito ni historial crediticio y cuentan con el respaldo de un Ingeniero CEMEX, experto en temas
de vivienda, el cual le asesora integralmente, optimizando principalmente los materiales de construcción.
Principales logros:

»» Durante los 7 años de gestión social se han beneficiado 12,028 dominicanos/as.
»» Por medio de Patrimonio Hoy se ha apoyado la construcción de más de 72,000 metros cuadrados.
»» Patrimonio Hoy ha llegado a 278 comunidades, beneficiando familias ubicadas en las provincias de San
Pedro de Macorís y el Gran Santo Domingo.

Preguntas y comentarios:

Se percibe un divorcio entre intereses del sector privado y los sectores sociales. Parece que se está
moviendo en dos paradigmas diferentes de la vivienda y el hábitat.

• ¿Estaría dispuesto el sector privado para incursionar en la reparación de viviendas? ¿Cuál es el
procedimiento de selección de los hogares para los programas del INVI?

• ¿Cómo pueden acceder familias de menos de RD$10,000 mensuales al finaciamiento de una
vivienda?

• La mayoría de la población que requiere vivienda tiene ingresos menores a los RD$12,000. ¿Hay
forma de ofertar proyectos a ese sector? ¿Cómo pueden participar los/as jóvenes en proyectos de
vivienda?

• ¿Cómo puedo ser beneficiario del Programa Patrimonio Hoy?

47
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

CONFERENCIA
MAGISTRAL
POLÍTICAS DE VIVIENDA DESDE LA PERSPECTIVA
LATINOAMERICANA. LECCIONES APRENDIDAS

48
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

ESQUEMA DE CUOTAS SEGÚN CONDICIONES ACTUALES DE FINANCIAMIENTO (TASA 8%)

Producción de vivienda formal: Producción de vivienda informal:

TERRENO CON PROPIEDAD LEGAL INFORMACIÓN COMUNITARIA
1 Y DISPONIBILIDAD DE SERVICIOS 1 SOBRE LOTES INDIVIDUALES

ORGANIZACIÓN COMUNITARIA
2
DISEÑOS Y PERMISOS PARA
URBANIZAR Y CONSTRUIR
2 PARA OCUPAR EL TERRENO

AHORROS Y PRÉSTAMOS DE LAS
3
FINANCIAMIENTO PARA LA
CONSTRUCCIÓN Y LAS FAMILIAS
3 FAMILIAS

NEGOCIACIÓN DE LOS
4 MATERIALES DE CONSTRUCCIÓN 4 COMPRA GRADUAL DE
MATERIALES EN FERRETERÍAS
( X VOLUMEN)

5 CONSTRUCCIÓN CON
PROFESIONALES
5 CONSTRUCCIÓN GRADUAL
DE CASA POR CASA

6 CONSTRUCCIÓN EN
SERIE
6 ORGANIZACIÓN COMUNITARIA
POR SERVICIOS PÚBLICOS

7 LEGALIZACIÓN DE BARRIOS Y
TÍTULOS DE LAS VIVIENDAS

Josué Gastelbondo. Oficial del Programa Migración, Ciudad y Desarrollo de la Organización Internacional
para las Migraciones.

49
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Políticas de vivienda de acuerdo a su planeación y realidad territorial:

1. Vivienda rural dispersa y concentrada.
2. Vivienda nueva en zonas de expansión de las ciudades.
3. Mejoramiento integral de barrios y sectores urbanos.
4. Reasentamiento de zonas de alto riesgo.
5. Renovación urbana.

TERRENO URBANIZABLE

SERVICIOS PÚBLICOS

DISEÑOS Y SERVICIOS

POLÍTICAS PARA HACER MÁS
EFICIENTE LA PRODUCCIÓN DE MATERIALES Y SISTEMAS DE
VIVIENDA FORMAL CONSTRUCCIÓN

FINANCIAMIENTO A
CONSTRUCTOR Y FAMILIAS

VENTAS

COMUNIDAD

TERRENO Y TAMAÑO DEL
LOTE
ORGANIZACIÓN
COMUNIDAD
AHORRO Y CRÉDITO
FAMILIAR
POLÍTICAS PARA HACER MÁS
EFICIENTE LA PRODUCCIÓN MATERIALES
SOCIAL DEL HÁBITAT
AUTOGESTIÓN Y
AUTOCONSTRUCCIÓN

SERVICIOS PÚBLICOS

LEGALIZACIÓN Y
EQUIPAMIENTO SOCIAL

50
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PANEL III
51
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

INTERCAMBIO DE EXPERIENCIAS INTERNACIONALES.
VIVIENDA Y ASENTAMIENTOS INCLUYENTES,
SALUDABLES Y SOSTENIBLES

«Experiencia de El Salvador. Formulación de la Política Nacional de Vivienda y Hábitat
(PNVH) de El Salvador, un proceso participativo y de construcción colectiva ».

Oscar Eduardo Hernández, director de Vivienda del Viceministerio de Vivienda y Desarrollo Urbano.

L
a PNVH fue conceptualizada y formulada desde una visión de largo plazo para dar respuesta
a la compleja problemática que presentan la vivienda y el hábitat en El Salvador y que tiene raíces
estructurales. No se trata de un producto coyuntural, sino de una política pública que responde a una
problemática sistémica que debe ser abordada entre todos los actores que juegan un rol estratégico: el
Estado, la empresa privada y la sociedad civil.

La Política Nacional de Vivienda de El Salvador al año 2005, se planteaba como un esfuerzo que apuesta
al sustancial desarrollo humano y económico del país, donde el Estado asume la responsabilidad
constitucional, social, política y moral de tutelar el derecho de familia a una casa en propiedad, adecuada a
sus posibilidades, dentro de un entorno y hábitat sostenible.

La primera contradicción de la política antes mencionada y que refleja su limitado alcance, es donde
menciona que el Estado tutelará el derecho de la familia a casa en propiedad «adecuada a sus posibilidades»;
lo cual deja de lado a las familias que por escasos recursos económicos no pueden acceder a una vivienda
adecuada.

52
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Lo interesante de la experiencia presentada es que su proceso de formulación fue inédito en El Salvador:
fue una construcción incluyente y participativa, primó la legitimidad colaborativa como respaldo social, y se
concibió como una política de largo plazo, superando los períodos presidenciales. Ha sido la base para la
definición de objetivos y estrategias del Plan Quinquenal de Desarrollo 2014-2019.

Fundamentos de la propuesta de PNVH en El Salvador:

1. Reconoce el derecho humano a la vivienda y al hábitat adecuado, prestando atención la vivienda
de interés social;

2. Reconoce la producción de vivienda y hábitat como un dinamizador de la economía;

3. Apuesta por la reducción significativa del déficit cuantitativo y cualitativo, vinculado a la planificación
territorial y urbana y al desarrollo económico del país;

4. Fomenta el desarrollo de espacios urbanos y el equipamiento que contribuya a la cohesión social
en el país.

EJES DE LA PROPUESTA DE PNVH EN EL SALVADOR:

Ejes transversales: ordenamiento y desarrollo territorial, enfoque de género,
gestión ambiental y adaptación al cambio climático y cohesión social

2. Acceso
al suelo,
4.
1. Déficit infraestructura 3.
Competitividad, 6. Sistema
habitacional de servicios Financiamiento 5. Cohesión
innovación Institucional y
cuantitativo y básicos, de la vivienda y social
y el uso de Marco Legal
cualitativo espacios el hábitat
tecnologías
públicos y
equipamientos

Objetivo de la PNVH:

Generar las condiciones que posibiliten el aseguramiento del derecho a la vivienda y a un hábitat que eleve
la calidad de vida de la población, dinamice la economía nacional y local, genere cohesión social, con la
participación de los diferentes actores en el marco de procesos de planificación, ordenamiento y desarrollo
territorial.

La PNVH recibió el reconocimiento como una de las mejores prácticas mundiales por
su proceso de formulación entre múltiples actores nacionales y desde una perspectiva de
derechos humanos por el premio Dubai International Award/ ONU Hábitat.
Naciones Unidas, El Derecho Humano a una Vivienda Adecuada, Nueva York, Folleto
Nº21/ Rev. 1.

53
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Las relaciones institucionales: ¿Qué mejorar?

De instituciones a sistema institucional
»» Sistema Público de Vivienda
»» Gabinete de Hábitat y Vivienda Gabinete de Vivienda
y Hábitat
Participación amplia y organizada Consejo Territorial
»» Consejo Territorial
»» Consejo Consultivo
Consejo Consultivo

Viceministerio de
Vivienda y Desarrollo
Urbano

LÍNEA DE TIEMPO DE LAS PRINCIPALES ACCIONES DEL PROCESO:

• ELABORACIÓN PARTICIPATIVA
2009 ELEMENTOS DE LA PROPUESTA

2012 • FORMULACIÓN PARTICIPATIVA
DE LA PROPUESTA

27 SEPT CONFORMACIÓN DEL GRUPO
2013 GESTOR DE LA PNVH

OCT
PRESENTACIÓN DE LA PROPUESTA
NOV A QUIENES SE DISPUTARON LAS
ELECCIONES PRESIDENCIALES
2013

21
EL GG ENTREGA LA PROPUESTA DE
MAYO PNVH
2014

• EL PLAN QUINQUENAL DE
ENERO DESARROLLO ACOGE LAS
PROPUESTAS DE LA PNVH Y
JUN ESTABLECE SU APROBACIÓN
2015
• EL PRESIDENTE LANZA LA PNVH

54
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Una estrategia de largo plazo:

Corto plazo (2019):

»» Establecimiento de las bases y reformas de la institucionalidad existente
»» Gestión de financiamiento para el mediano plazo
»» Aprobación de Ley de Hábitat y Vivienda

Mediano plazo (2024):

»» Montaje e implementación de las reformas Institucionales
»» Iniciados procesos de descentralización para ejecución de proyectos a gobiernos locales

Largo plazo (2030):

»» Consolidación de los procesos de descentralización para la ejecución de proyectos

Los grandes desafíos:

• Concluir la formulación participativa del Anteproyecto de Ley de Hábitat y Vivienda;
• Lograr la Aprobación del Anteproyecto de Ley de Hábitat y Vivienda;
• Consolidar la Restructuración del VMVDU y del sector vivienda público;
• Implementar las reformas de la Ley Especial de Lotificaciones y Parcelaciones para uso habitacional
(aprobadas en la última sesión de la AL.);
• Lograr la aprobación de las reformas a la ley de agilización de trámites para el fomento de proyectos
de construcción;
• Continuar los procesos de gestión del conocimiento, que permitan mejorar la eficiencia del VMVDU y
las demás instituciones del sector;
• Implementación de nuevas modalidades de acceso a la vivienda (ejemplo: Cooperativas de Vivienda
por Ayuda Mutua);
• Iniciar el proceso de formulación de la Política de Desarrollo Urbano de manera participativa;
• Avanzar en la modernización de la Ley de Urbanismo y Construcción y sus Reglamentos;
• Sostener niveles históricos de la inversión pública bajo responsabilidad del VMVDU;
• Estructurar, por medio de alianzas, instrumentos técnicos que posibiliten la resiliencia urbana;
• Plan Maestro de Drenajes del AMSS;
• Reglamento de la Seguridad Estructural de las Edificaciones (RESEE);
• Impulsar procesos de planificación participativa descentralizada para la formulación del Plan Nacional
de Hábitat y Vivienda y sus mecanismos de implementación territorial.

Proceso actual: Apuestas del Anteproyecto de Ley de Hábitat y Vivienda

• Conciliar los intereses públicos y privados en las respuestas a demandas por mejoras en la situación
de hábitat y vivienda.
• Definir formas de participación de otros actores: municipalidades, privados, familias.
• Definir un abanico de instrumentos para proyectos de hábitat y vivienda.
• Definir las características básicas (estándares) de suelos, soluciones habitacionales, procedimientos y
herramientas.
• Habilitar al Estado para administrar y gestionar una cartera de suelo para VIS a través de diversos
instrumentos.
• Declarar normativamente derechos respectivos a la materia, como el interés público en el acceso al
suelo, entre otros.

55
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

EXPERIENCIA DE COLOMBIA. LAS CAJAS DE
COMPENSACIÓN FAMILIAR EN VIVIENDA

Álvaro José Cobo Soto, presidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Cajas de Compensación Familiar
(ASOCAJAS).

E
l modelo del Subsidio Familiar fue creado hace más de seis décadas como resultado de un pacto social
entre empleadores y trabajadores, y ha permitido a más de 24 millones de colombianos beneficiarse
con programas de vivienda, educación, recreación y turismo, dirigidos en su mayoría a hogares con bajos
ingresos. En el caso de la vivienda, desde 1991 a 2015 se han otorgado 886,400 subsidios a trabajadores
formalizados.

Según el señor Cobo Soto, el subsidio familiar es una prestación dirigida a aliviar las cargas familiares, es decir,
a cubrir las contingencias relacionadas con las cargas familiares. Es considerado uno de los componentes
más progresivos de la seguridad social que coadyuva a la superación de la pobreza y la pobreza extrema,
además de trabajar por la generación y mantenimiento de la clase media5.

Sistema de Subsidio Familiar (SSF). Prestación Social de los Trabajadores

»» Desde su creación en 1954, el SSF es líder en la formulación y ejecución de programas sociales. Han
forjado una amplia capacidad institucional reconocida tanto a nivel nacional como internacional.
»» Desde la Ley 21 de 1982, el subsidio familiar se define como una prestación social de los trabajadores
enfocada a atender la calidad de vida del trabajador y su familia.
»» Ha permitido el desarrollo de la responsabilidad social empresarial bajo un modelo de «tercera vía».
»» Su institucionalidad se da con un gobierno bipartito, que nace y se desarrolla en el diálogo social.
»» La acción del SSF promueve y brinda soporte al bienestar familiar, factor esencial en el desarrollo de
las condiciones de salud y de productividad laboral.

5
La Ley 21 de 1982, en sus artículos 1 y 2, la define como una prestación social pagadera en dinero, especie o servicio a los trabajadores de
medianos y menores ingresos. No es un salario, ni se tomará como factor del mismo en ningún caso.

56
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Dentro de la institucionalidad del SSF, su operativización se lleva a cabo a través de las Cajas de Compensación
Familiar (ASOCAJAS). El ponente puntualiza que estas son entidades sin ánimo de lucro, por tanto, no son ni
sociedades, ni corporaciones, sino que de acuerdo a la legislación son de origen civil, cuya gobernabilidad
está siendo manejada por un consejo directivo, donde la mitad son representantes de los trabajadores y la
otra mitad, de los empleadores.

Algunos indicadores de éxito:

»» En Colombia existen 43 Cajas de Compensación Familiar (CCF). Es decir, que entre los 32 departamentos
hay dos, tres o cuatro CCF que compiten entre ellas pero que cumplen exactamente la misma tarea.
»» Con corte a diciembre de 2015, las empresas afiliadas al SSF crecieron un 8.03% con respecto al año
anterior (509,019 a 549,887 empresas).
»» El sistema cerró en 2015 con 8,773,930 trabajadores afiliados
»» Durante 2015 se brindó bienestar social a 24.6 millones de colombianos, casi el 50% de la población
colombiana.
»» El aporte empresarial del 4% de la nómina continua en una dinámica creciente. Durante los últimos
tres años los incrementos han estado por encima del 13%. Las políticas de formalización laboral y la
variación de salarios han apalancado este crecimiento.

GESTIÓN DEL HÁBITAT Y VIVIENDA SOCIAL EN COLOMBIA 1991-2015: LAS CAJAS DE COMPENSACIÓN
FAMILIAR EN VIVIENDA SOCIAL.

Distribución de recursos de aporte empresarial
Cifras a diciembre de 2015

Administración y Control 159

Fondo de Ley 421

Vivienda 209

Servicios Sociales 472

Cuota Monetaria 534
0 100 200 300 4 00 500 600
Valores en millones de dólares

Dentro de los fondos administrados por las CCF, la participación del sector de vivienda social representa
el 11.64%. La participación de los demás rubros es como sigue: Administración y Control un 8.9%; Fondos
de Ley (población no afiliada) un 23.31%; Servicios Sociales un 23.32% y la Cuota Monetaria representa el
29.83%. A través del componente de vivienda social se procura facilitar a la población de menores recursos
económicos, el acceso a vivienda de alta calidad urbanística, arquitectónica y constructiva; a partir de
diversos procesos de participación que respondan a las necesidades identificadas en su población sujeto,
de acuerdo con las regiones en las que desarrollan su gestión.

57
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Visión de las Cajas de Compensación Familiar en vivienda social:

»» Motor de movilidad social e instrumento para la prosperidad y seguridad económica del hogar y para
la redistribución de la riqueza.
»» Articular los trabajos entre gobiernos nacional, regional y local
»» Aunar esfuerzos en la atención de los hogares de menos ingresos en contribución a la Política Social
del Gobierno.

ACCIONES:

1. Otorgantes del 2. Promoción de Oferta - Alianzas
Subsidio Familiar de Estratégicas y Gerencia de Proyectos –
Vivienda a sus Afiliados Promotores de Vivienda

3. Asistencia Técnica
a Entes Territoriales 4. Operador del SFV para FONVIVIENDA de
y comunidades los hogares No afiliados
organizadas para
estructurar proyectos

5. Otorgar créditos para
compra, construcción 6. Acompañamiento Social y Organización
en sitio propio y de la demanda tanto formal como informal.
mejoramiento de
vivienda.

58
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Resultados 1991- 2015:

»» 890,000 subsidios asignados.
»» USD$3,363 millones de dólares colocados.
»» 86% de efectividad.
»» 5% de los subsidios de vivienda se focalizaron hacia trabajadores de menos de dos salarios mínimos.
Son subsidios progresivos porque a menor ingreso mayor es el subsidio. El subsidio a la vivienda
representa el 40% de su valor total, el 50% restante proviene del ahorro (10%) y del crédito (50%).
»» Cobertura en 32 departamentos y 1,067 municipios.

Estos resultados se han logrado por un fuerte acompañamiento social, que va desde la sensibilización sobre
el proceso de adquisición de vivienda hasta capacitación en derechos y deberes, convivencia ciudadana,
conservación y valoración de la vivienda. Así como por la fortaleza que tienen las CCF en el conocimiento
de los procesos necesarios para la formulación, viabilización, organización de la demanda, asignación,
desembolso y legalización de recursos; en la transparencia en el manejo de los recursos públicos y privados
y en la capacidad de coordinar y desarrollar actividades técnicas necesarias para la formulación de proyectos
de vivienda.

Logros:

»» Promover el mejoramiento de la calidad de vida de las familias, a través de vivienda social digna y
su integración en un hábitat adecuado, factor fundamental para el disfrute de todos los derechos
económicos sociales y culturales.
»» Contribuir a cerrar la brecha social a través de Proyectos Integrales con equipamiento social e
infraestructura complementaria que favorece un hábitat más digno: parques, puestos de salud,
canchas deportivas, CDI y centros comunitarios.
»» Impulsar las políticas dinámicas de desarrollo social regional, coordinando las actividades técnicas y
sociales necesarias para la formulación de proyectos de vivienda de interés social que trascienda las
dimensiones físicas y se complementen con espacios públicos, comunitarios y sociales.
»» Contribuir a disminuir la desigualdad en la distribución del ingreso y el acceso a servicios dignos de
recreación, salud, educación y vivienda.
»» Participar activamente en el desarrollo de políticas públicas como instrumentos que fomenten la
equidad y justicia social, que permita corregir las carencias y limitaciones para el desarrollo social de
las familias menos favorecidas.
»» Demostrar que la vivienda social en su integralidad, casa-entorno, es un derecho humano esencial
para una sociedad de bienestar.

59
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

EXPERIENCIA URUGUAY. LA FEDERACIÓN URUGUAYA
DE COOPERATIVAS DE VIVIENDAS POR AYUDA
MUTUA (FUCVAM)
UNA OPCIÓN SUSTENTABLE DE VIVIENDA PARA LOS SECTORES MÁS VULNERABLES.

Walter de los Santos, miembro de la FUCVAM.

L
a experiencia cooperativa de FUCVAM ha sido promovida a diversos países de América Latina, ha sido
estudiada en varias Universidades y obtuvo la «Honor Mention» a la trayectoria en defensa al derecho
a la vivienda del Comité de Hábitat de Naciones Unidades en 2007, y en 2012 el Habitat Award al mejor
esfuerzo de transferencia de experiencia solidaria en materia de vivienda. Ambos son reconocimientos
mundiales que se otorgan luego de una cuidadosa selección entre cientos de postulantes.

El expositor invitado destacó el rol de la cooperativa como creadora de conciencia ciudadana y por su papel
en el fortalecimiento de la democracia directa. Destacó que nadie elige ser pobre en este mundo y que algo
está funcionando mal porque cada vez hay más pobreza. Hay que preguntar qué la está generando.

Asociaciones y sindicatos conformaron en 1968 las cooperativas, las cuales están respaldadas por la Ley de
Vivienda. El Estado es quien presta a esta población y el modo de pago es una moneda propia soportada
en varios componentes regulados por ley. Las cooperativas son de propiedad colectiva, sus integrantes
son usuarios de las viviendas, la propiedad del complejo es de las cooperativas como persona jurídica (la
propiedad no entra al mercado, no se vende, no se hipoteca; este mecanismo impide que la vivienda se
pierda) y el 15% del aporte se realiza mediante el trabajo, o sea por ayuda mutua. Por eso son cooperativas
de ayuda mutua y de propiedad colectiva.

El 70% de las cooperativas están conformadas por mujeres. Alrededor de las cooperativas de vivienda
se generan otros procesos organizativos cooperativos, como cooperativas de salud, cuidado de niños y
otros.

60
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Claves del modelo de las Cooperativas de Ayuda Mutua y Propiedad Colectiva (CVAM-PC), cuyos
primeros cuatro (4) principios constituyen una unidad.

La democracia directa (la organización cooperativa):

»» Posee órganos de dirección y control que ella misma constituye y designa;
»» El órgano máximo es la Asamblea General;
»» Designa quienes los representa, pero son revocables por voto directo;
»» Todos los usuarios tienen la misma igualdad de derechos y deberes;
»» Un socio, un voto.

La autogestión (los socios intervienen en todas las actividades y decisiones que se toman):

»» Gestionan el crédito y lo administran;
»» Diseñan el proyecto con los técnicos;
»» Contratan la mano de obra;
»» Administran la ayuda mutua;
»» Compran los materiales;
»» Refuerza la pertenencia y profundiza el compromiso; establece la diferencia entre «nos dieron una
vivienda» y «logramos la vivienda», y entre «compre una vivienda» y «construí mi vivienda».

La ayuda mutua:

»» Permite aportar el 15% exigido como contraparte;
»» Desarrolla la solidaridad, pues entre todos construimos la casa de todos;
»» Nos ayuda a generar economías;
»» Finalizada la obra, se transforma en un valor para enfrentar otros desafíos.

La propiedad colectiva:

»» El propietario de la casa es la cooperativa y cada socio es usuario de la vivienda;
»» Cada socio firma el contrato de Uso y Goce de la vivienda que le corresponde;
»» Como usuarios, las viviendas no se pueden hipotecar;
»» Si el socio se retira, entrega la vivienda a la cooperativa y esta le devuelve el capital aportado, con lo
cual, se entrega la vivienda vacía a otra familia que ingrese a esta misma.

La propiedad colectiva permite materializar la vivienda como un derecho y no como una mercancía.

Existen dos elementos más sin los cuales este modelo no es posible: los equipos técnicos (le da certeza
técnica a los proyectos; apoya la gestión de los pobladores; acompaña en forma integral el proceso) y el
financiamiento del Estado (que permite dividir el valor a pagar en préstamo a pagar en cuotas, un subsidio
otorgado por el Fondo Nacional de Vivienda y un aporte propio del 15% de valor de la vivienda).

61
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

EXPERIENCIA DE MÉXICO. UNA EXPERIENCIA DE
PRODUCCIÓN SOCIAL DE LA VIVIENDA PARA LA
POBLACIÓN EN CONDICIONES DE POBREZA

Arq. Fernando Alfaro González, coordinador del área de asesoría técnica de la Asociación Civil Casa y Ciudad.

L
a Producción Social de Vivienda responde a una práctica social, a la forma en que la mayor parte de los
pobladores de los pueblos, barrios y colonias han producido sus viviendas a lo largo de la historia y esto
sin ningún apoyo gubernamental. Para su correcta operación se requiere de asistencia técnica integral.

La vivienda que produce la gente, con todo y su pobreza y sin apoyo; resulta ser la más abundante y la que
alcanza un nivel más alto de satisfacción, una vez que es consolidada por sus usuarios, puede ser fea o no
cumplir con los cánones tradicionales de la estética arquitectónica, pero no es ni mínima ni necesariamente
precaria.

El desarrollo de las grandes ciudades en América Latina se ha realizado sin contar con un modelo de
planeación urbana que considere la vivienda para la población de mayor índice de marginalidad, por lo que
esta población ha cubierto su necesidad de vivienda a través de la autoproducción, que sin considerarse los
requerimientos mínimos de infraestructura y equipamiento urbano, se lleva acabo al margen de cualquier
apoyo gubernamental o sistema crediticio.

La vivienda autoproducida- que no es sinónimo de autoconstruida- es fruto cultural y, como tal, se articula
no solo a un lugar, sino a su historia, su entorno natural y constructivo.

Implica una relación cultural e incluso afectiva entre el hábitat y el lugar que ocupa, no responde a normas
estrictas ni a espacios prefigurados. Es un producto vivo, que soporta el tiempo, que se adapta a la vida
cambiante de la familia y de las transformaciones históricas. Es generadora de ciudad y se caracteriza por
producir espacios en los que priman a la vez diversidad, armonía y orden. Aloja y da un marco digno a todas
las funciones individuales, familiares y comunitarias, sin negar las economías y las espiritualidades: expresa
diferencias.

62
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

En consecuencia, el expositor sugiere la formulación de políticas públicas acorde con el desarrollo
progresivo de la vivienda para acelerar los procesos y hacerlos más eficientes, incorporando asistencia
técnica y créditos graduales. La producción social de vivienda contempla en su aplicación el esquema de la
autoproducción, donde las familias se empoderan de los procesos de producción, que a su vez se divide
en:
a) Autoadministración

Es aquella donde el usuario es el proveedor de todos los insumos que se emplearán para su construcción,
generalmente la familia cuenta con algún tipo de asesoría, por parte de quien se hará cargo de realizar la
obra (pudiendo ser el maestro albañil).

b) Autoconstrucción

Es el tipo de construcción donde la familia se autoemplea para desarrollar los trabajos correspondientes a
su vivienda, y al igual que la anterior forma de producción, cuentan con el apoyo técnico de algún pariente
o amigo que se dedica a la albañilería. Para comprender este tipo de procesos de producción se deberán
considerar los siguientes factores:

b.1) Suelo (la población más pobre se ve en la necesidad de migrar a la periferia o resuelve su necesidad
de vivienda desdoblándose, en el suelo de la familia nuclear o de algún otro pariente);

b.2) Progresividad (dadas las condiciones económicas de la población que produce este tipo de
viviendas, se genera a través de etapas que dependen de las necesidades de cada familia);

b.3) La evolutividad (al cambiar las necesidades de las familia, generalmente la vivienda se adecua y
transforma a partir de los espacios existentes);

b.4) Derrama económica en la localidad (se generan empleos y derrama económica en el territorio, ya
que la fuerza de trabajo es de la comunidad y la compra de materiales se realiza en las distribuidoras
cercanas a la obra).

HERRAMIENTAS DESARROLLADAS.
Taller de Habitabilidad (TH):

Traslada la información mínima y suficiente a la familia para la correcta toma de decisiones de lo que
implica su vivienda, las reglas y normas principales que rigen su realización y se deja el planteamiento de
que la familia en conjunto platique e intercambie necesidades y anhelos sobre su deseo de vivienda. Este
momento es muy importante, ya que es cuando hay mayor receptividad por parte de la familia, asimilando
la información proporcionada.

Taller de Inicio de Obra (TIO):

Ya con el proyecto acordado entre el AT y la familia, se procede a plantear el intercambio de información
para la ejecución de la obra. Se discuten las características y conocimientos que debe de cubrir la Mano de
obra a contratar, ya que será un actor muy importante en la obra. Se recomienda el pago de la misma bajo la
modalidad del destajo o por tanto, ya que de esta forma se aprovecha mejor el recurso. Se discute la calidad
y característica de los materiales que se usarán a usar y se presentan opciones de «nuevos» materiales, los
miembros de la familia argumenta la costumbre del uso de materiales y técnicas tradicionales. Finalmente
, permitimos que cada familia discuta y resuelva estas decisiones con su AT.

63
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Actores:

Solicitante, familia, servidores públicos, Asesores Técnicos (AT), proveedores de materiales y albañiles. La
adecuada identificación de tareas y responsabilidades que cada actor tiene es muy importante, ya que esto
permite cubrir todos los aspectos de la atención al solicitante (actor principal).

Acreditado -Asesor Técnico (AT):

La relación que se desarrolla es fundamental en el proceso de la vivienda, ya que en el ejercicio del Diseño
y ejecución de obra, el Asesor Técnico debe tener la sensibilidad y capacidad para desarrollar la mejor
solución a las necesidades y anhelos que puede el acreditado y su familia. Deberá explicar con claridad las
diferentes leyes, normas y reglas que intervienen en el diseño y construcción de la vivienda, explicando que
éstas buscan darle al beneficiario las mejores condiciones de vida por medio de su vivienda. Este punto es
medular, porque es aquí donde se debe lograr el beneficio de tener una AT.

La familia-proveedor de materiales y albañiles:

Deberá buscar los precios más adecuados de los materiales sugeridos por el AT, además de buscar la
mano de obra que tenga la capacidad para desarrollar los trabajos, dentro de los precios de destajo
recomendados.

PROCESO PARTICIPATIVO Y ASISTIDO

El éxito o fracaso se logra aquí. El AT usará todos sus conocimientos y habilidades para lograr el mejor
resultado para la familia a través de la vivienda que se diseña conjuntamente con la familia. El AT revisará
el perfil de la familia, composición por sexo, edad, actividad, costumbres y hábitos, horarios de actividades,
etc. Así como tambien identificará plenamente el espacio disponible y nivel de aplicación para la solución a
proponer, con el fin de poder generar y discutir varias opciones. En estas estarán incorporadas soluciones
parciales a las necesidades y funcionamiento de la familia, la cual irá observando y proponiendo ajustes o
cambios que puedan mejorar la propuesta.

El AT deberá de trasladar información al hogar para que este pueda asimilar lo que implica hacer una vivienda,
las razones por las cuales las Leyes, normas y reglas buscan el beneficio de sus habitantes. En la interacción
el AT utiliza diversas referencias que le permiten al beneficiario poder dimensionar espacios y funcionalidad
del conjunto. Podrá apreciar y valorar la orientación de la vivienda, el tamaño de las ventanas, la geometría
de los espacios, la altura del entrepiso, la distribución de cada espacio, así como sus dimensiones.

64
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

EFECTOS DE LA PRODUCCIÓN SOCIAL DE VIVIENDA (PSV) Y PRODUCCIÓN SOCIAL DE VIVIENDA
ASISTIDA (PSVA):

PSV PSVA
Con la presencia de la asistencia técnica
se busca tener una mayor participación
Este tipo de producción no cuenta con
de la familia beneficiada, ya que para
la elaboración de un diseño como tal, el
la elaboración del proyecto se utilizan
Diseño desarrollo se da en el tiempo conforme
metodologías participativas que
las necesidades y posibilidades
permiten elaborar un proyecto que
económicas lo permiten.
se resuelva en el tiempo y permita la
construcción en etapas.
Cuenta con asistencia técnica parcial
o integral que apoya a la familia en la
No cuenta con planificación, y el
planificación del proceso y la elaboración
desarrollo de la obra depende de las
Proyecto de un proyecto y de la obra que
necesidades de la familia, la concepción
reconoce la progresividad y la evolución
y la experiencia del maestro de la obra.
de la vivienda, así como las necesidades
específicas de la familia y su entorno.
El sistema constructivo utilizado en
las zonas urbanas y semi urbanas La presencia de la asistencia técnica
denominado tradicional, consiste brinda un mayor margen de seguridad
principalmente en elementos basado en normatividades y criterios
estructurales de concreto que tienen técnicos. Así mismo, se incorporan a
como claro promedio 4 mts. y en la estos procesos, sistemas tecnológicos
cimentación el denominado anillo de constructivos alternativos que permiten
Sistema constructivo escarpio, que es la combinación de mejores resultados y calidad de la
acero y piedra volcánica y la utilización vivienda. La presencia de una asistencia
de tabicón. Para el caso de la vivienda técnica ha permitido optimizar el uso
rural, los sistemas constructivos varían de los materiales y la mano de obra
de zona en zona y dependen de la así como una mejor administración
existencia de materiales que de forma de recursos y un mayor alcance en la
tradicional se han empleado para la ejecución de las viviendas.
construcción de las viviendas.
Para la elaboración del proyecto
participativo, el asesor técnico toma en
cuenta la orientación, ventilación y el
contexto que beneficiara directamente
a los espacios habitables de la vivienda
Estas viviendas generalmente no
y de la misma forma proyectará las
cuentan con iluminación y ventilación
Sustentabilidad ventilaciones, evitando con esto la
natural, debido a la falta de planeación y
utilización de elementos mecánicos
asesoría
o electrodomésticos. Como parte
de la sustentabilidad se transmiten
y se implementan técnicas para
la conservación de los recursos
ambientales.
Con la asesoría técnica se propicia
Por lo general prevalece la mano de obra
contratar mano de obra calificada local
local y/o familiar en la cual no se tiene un
Mano de obra y/o familiar, negociando un precio justo,
control de los procesos constructivos y
y una supervisión que garantiza una
calidad de la obra.
mejor calidad en las construcciones.
Los materiales son adquiridos en los Con la asesoría técnica se emplea el
locales ubicados en el territorio, como mercadeo para optimizar el recurso
lo son casas de materiales, tlapalerías económico y con esto la opción de
Compra de materiales (donde se vende pintura y líquidos organizarse colectivamente en la compra
inflamables) y tiendas especializadas, de materiales (precios de mayoreo).
estas compras son al menudeo lo que Teniendo como resultado una mejor
incrementa los costos de producción. administración de la obra.

65
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

Impactos de la producción social asistida

La construcción de un patrimonio familiar con valor de uso, que no se encuentra en la lógica del
mercado inmobiliario;

Genera derrama económica en el territorio, debido a que los insumos y la mano de obra empleados
en la construcción de las viviendas son adquiridos en el territorio;

Fortalecimiento y generación de redes sociales, de servicios y empleos;

Generación de economía familiar a través de la creación de espacios productivos, comerciales o de
alquiler;

Promoción de la participación de todos los actores, por tanto, la apropiación del proceso;

Fortalecimiento de la identidad y arraigo de los pobladores en la colonia o el barrio;

El mejoramiento de la viviendas favorece el entorno y el espacio público;

No cobra un interés bancario, solo se actualiza el adeudo a partir del incremento al salario mínimo;
Es un crédito a la palabra y se sustenta a partir de una garantía escrita a mano;

Montos acordes a la economía familiar;

Acceso a población con empleos informales (taxistas, comerciantes, tianguistas, albañiles, etc.);

Créditos;

El subsidio se aplica al buen pago;

Acortamiento de los tiempos del proceso de producción de las viviendas;

Reconoce los saberes de la comunidad;

Preguntas y comentarios al panel de experiencias internacionales

Consultan los procesos de asignación de soluciones de vivienda. Las pequeñas y medianas empresas
en construcción consultan sobre su papel en la política pública de vivienda.

66
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

MESAS DE TRABAJO
APORTES DE PARTICIPANTES SOBRE LINEAMIENTOS DE
LA POLÍTICA DE VIVIENDA Y HÁBITAT PARA SECTORES
EMPOBRECIDOS

67
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

POLÍTICA CONCERTADA DE VIVIENDA Y HÁBITAT. ¿QUÉ ELEM

Enfoques territoriales de la vivienda
Mejoramiento Barrial Zona de Alto riesgo
Ejes temáticos

Crear una Ley General de Vivienda y Hábitat que integre la idea de Producción Social de
Hábitat; que recoja toda la legislación dispersa en materia de vivienda; que integre en un
Marco legal e solo organismo, a través de direcciones generales, las áreas de mejoramiento barrial, zonas
Eje 1
Institucional de alto riesgo, renovación urbana, vivienda nueva y vivienda rural, que contemple, además,
la fiscalización y rendición de cuentas para garantizar su aplicación con participación de la
ciudadanía.

- Evaluación de las construcciones para mejoramiento - Identificar las zonas de alto
e incluir mejora integral (empleo, transporte, servicios, riesgo.
etc.). - Tener en cuenta estudios
- Abrir calles, conectividad. de macro-sismicidad y fallas
Eje 2 Planificación Territorial - Crear espacios públicos. tectónicas.
- Considerar la economía de la zona. - Reglamentar edificaciones.
- Fortalecer organización social. - Ubicar reasentamientos cercanos
- Utilizar la mano de obra local. a las fuentes de empleo.

Seguridad de la -Seguridad en la tenencia de la propiedad.
Tenencia/ - Identificar u organizar delimitación de barrios y - Construir obras en función a las
Eje 3
Titulación situación del suelo. zonas de alto riesgo.

-Declarar de utilidad pública todos los terrenos que
estén ocupados por los barrios.
- La creación de la ley de tenencia de vivienda.
-Otorgar préstamos a las familias para la mejora de las - Reubicar a las familias que estén
Infraestructura y
Eje 4 viviendas. en alto riesgo en un entorno
Servicios Públicos
- Buscar mecanismos para titular a las personas que no seguro y saludable.
tienen documentos y que tienen antigüedad en el uso
de la tierra.

- Aprobación de la Ley de
Marco Legal:
Ordenamiento Territorial.
- Aplicación de la Ley de Condominios
Cambios uso de suelo
- Aprobación de la Ley de Ordenamiento Territorial.
- Reasentamientos con
- Regulación de las infraestructuras: talleres, plantas de
participación y organización
gas, etc.
comunitarias
Accesibilidad para Personas con Discapacidad
- Aplicar el uso de suelo de la
Organización comunitaria
planificación territorial
- Cambio y contrato del uso de
Gestión del riesgo:
suelo
- Comisiones de gestión de riesgo, implementar rutas
de evacuación y gestión
Eje 5 Financiamiento Gestión del riesgo:
- Intervenciones integrales e interinstitucionales
- Capacitación gestión de riesgos y
Servicios básicos: agua y saneamiento, recogida
rutas de evacuación
desechos sólidos, electricidad, comunicación,
- Rutas de evacuación y
Equipamiento e infraestructura
capacitación en gestión de riesgos
Búsqueda financiamiento
- Crear comisiones de gestión de
Intervenciones integrales y coordinadas
riesgos
- Cumplimiento partidas presupuestarias
- Diagnóstico y sectorización entornos amigables y
Coordinación interinstitucional,
respeto a las leyes y normativas.
soluciones integrales y
- No se ocupen espacios públicos.
coordinadas.

68
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

MENTOS DE POLÍTICA PÚBLICA COLOCARÍAN EN CADA EJE?

Renovación Urbana Vivienda Nueva Vivienda Rural

- Considerar diseños en función de ingresos y
construir con criterios de seguridad y normas de
- Diseños apropiados y no construcción
estandarizados. - Adecuar espacios para la niñez y adultos mayores.
- Promover que los - Zona fronteriza (incluir espacios para
-Considerar ingresos, productividad,
moradores se queden en abastecimiento de alimentos, equipos de salud y
relacionar la vivienda con la economía de
nuevas viviendas en este educación).
esa zona.
mismo sector. - Promover el cuidado y mantenimiento de estos
- Diseñar incluyendo niñez. proyectos.
- Proyectos con cooperativas.
- Construir de acuerdo al tipo de familia

-Vialidad/calles/servicios parques inclusivas
accesibilidad

- Que se contemplen todos
los servicios básicos de los - Que se formen cooperativas en los diferentes
moradores del barrio. sectores, con la finalidad de construir nuevas - Dotar de servicios básicos las zonas
- Que a la hora de hacer viviendas. rurales
cualquier renovación que - Que sean construidas bajo el régimen del bien de - Aprobar el Proyecto de Ley de Reforma
se respete el derecho a familia que los pagos de la viviendas estén con los Agraria Integral y Desarrollo Rural
la ciudad a los antiguos sueldos básicos
moradores

-Comisiones sociales para la autogestión
de infraestructura con asistencia técnica
especializada.
- Comunicación vial
- Pago de los servicios -Gestión social de los servicios públicos (Ej.
- Infraestructura vertical, ASOCAR, junta de garantía, etc.).
incluya servicios públicos -Construcción vivienda en lugares seguros y que se -Diseños adaptados a la cultura.
eficientes, respeto normas puede acceder a servicios públicos con garantías de -Servicios vivienda rural respetando uso de
- Eliminación de barreras medios de vida suelo.
físicas para la accesibilidad - Garantizar servicios púbicos -Conservación recursos ambientales. El uso
- Respeto a la conservación Garantizar servicios y medios de vida. de energía renovables (solar-eólica).
del patrimonio cultural - Respeto, derechos culturales sociales, políticos - Soluciones sanitarias. Con tratamiento
Adaptabilidad a las y económicos de los habitantes. Creación de primario.
normativas nacional o capacidades -Gestión de desechos sólidos y campañas
internacional - Criterios de intervención para viviendas nuevas de concienciación.
-Coordinación - Transparencia en la asignación de la vivienda -Enfoque de gestión e infraestructura de
interinstitucional, soluciones - Comisiones sociales para la autogestión de servicios públicos diferenciadas entre el
integrales y coordinadas infraestructura con asistencia técnica (privada o rural disperso y concentrado.
-Mejoramiento de viviendas públicas) - Infraestructura semicolectiva y colectivas
-Participación comunitaria - Auditorías sociales en rurales concentrado
-Plan de educación Adecuación de medios de vida (conuco).
- Energía eléctrica y agua - Ingeniería adaptada a dar servicio a la
con medidores pre-pago. gente y con la gente (garantía técnica).
- Construcción con afectividad con la gente.
Que se incluyan en las universidades la
construcción con sentido social.

69
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

- Articulación gobierno central /total/ organizaciones,
a partir de un diagnóstico y una planificación integral.
- Aprovechamiento del presupuesto participativo y la - Se plantea una articulación entre
articulación de los ministerios. gobierno local, central y organismos
Eje 6 Organización Social - Fondos con impuestos especializados (Fondo multilaterales, utilizando fondos de
Nacional de Vivienda) desastre (especializados), cuando no
- Uso de los presupuestos participativos articulados se gaste para la prevención.
con lo nacional (Ej.; Decreto 260-11)

Que las personas que habitan esos
lugares sean trasladadas a mejores
Facilidades desde el gobierno para pagar de acuerdo
sitios, pero que los espacios de donde
Inclusión Económica a la capacidad.
Eje 7 han sido evacuados sean utilizados
y Productiva -Incluir a la gente en el arreglo de calles, zonas de
para evitar que esos antiguos
recreación, construcción de acueductos.
habitantes vuelvan y ocupen esos
espacios.
Formación y capacitación local en diversas áreas
Oferta de Servicios para integrar a la persona del mismo hábitat para
Mecanismos de mitigación de riesgos
Sociales que, mediante su esfuerzo y trabajo, obtengan
y desastres naturales vinculados a las
Eje 8 Básicos /Espacios resultados.
comunidades mediante la formación
Públicos -Realizar diseños que incluyan este aspecto, teniendo
con respecto a esto.
en cuenta el contexto.

70
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Una articulación de gobierno Tiene que pensarse la nueva racionalidad
local, gobierno central Se plantea fondo nacional de vivienda que genere en República Dominicana a partir del
y empresariado, con la cooperativas (no bancarización) para que se trabaje ordenamiento territorial. Se debe pensar
población que vive en esos con la población según sus necesidades en rescatar la reforma agraria: revisar la
territorios. historia

Formar comités para que Que se favorezca a los habitantes con los
se construyan aceras y títulos de sus propiedades, de esas forma
-Vialidad/calles/servicios parques inclusivas
contenes, reparación de puedan mejorarlos mediante préstamos
accesibilidad
desagües y fortalecer lo que o ayudas o que las cooperativa faciliten
ya existe. dinero o construir con el título en garantía.

Poner en marcha políticas
Creación de redes, cooperativas, sindicatos, etc., que
legislativas que integren a
constituyen nuevas empresas que generen ingresos Creación de huertos, fomento de la práctica
las diversas entidades de la
a la comunidad. Incluir centros comerciales que ganadera (conejos, pollo) que le permita a la
comunidad para la gestión de
sustenten el hábitat. comunidad rural permanecer en el campo.
pautas a seguir en pro de la
continuidad.

71
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

PALABRAS DE
CLAUSURA

72
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

Nos sentimos felices de haber construido este espacio, que da continuidad a un proceso que iniciamos el año
pasado.

Hacer políticas públicas es cada vez más complejo, porque requiere de una visión más integral del país que
queremos.

Durante el foro estuvimos haciendo un recorrido por la complejidad que implica en sociedades democráticas
construir de manera colectiva. En el GCPS hemos apostado porque la construcción de esta política pública
tenga el sello fundamental de la participación; y por eso nos pusimos de acuerdo en iniciar este proceso.

La vicepresidenta Margarita Cedeño, como delegada de la coordinación de la política social, ha asumido el
compromiso de construir colectivamente una política pública en materia de vivienda y hábitat que, como
hemos visto, trasciende la delimitación de un techo; tiene otras políticas públicas que se conectan. El reto
que se nos presenta es, precisamente, conectar con otras políticas sociales, con políticas de salida de
pobreza y de protección ante la vulnerabilidad, de modo que una haga sinergia con otra y que no se
contrapongan.

En este orden, si bien es cierto que la política de vivienda que pretendemos diseñar colectivamente posee
vocación de ser universal, tiene a su vez la demanda de corregir desigualdades que existen en la sociedad.
Por eso hablamos de políticas afirmativas para algunos grupos de población, como es el caso concreto de
las familias empobrecidas.

En suma, lo que en el fondo estamos debatiendo son dos cuestiones fundamentales: por un lado, el
modelo de desarrollo de país que hemos adoptado donde se garantice una mejor distribución de los
recursos generados sin comprometer los recursos de las generaciones futuras; y por otro, la configuración
del balance entre el mercado, la sociedad y la familia. Y en esa configuración de actores negociar significa
ceder. Viendo las experiencias internacionales nos dimos cuenta de qué tenía que ceder el Estado, qué
tenían que ceder las sociedades organizadas y que tenía que ceder el sector privado para poder hacer una
buena alianza en favor de la garantía del derecho a la vivienda y su entorno, el derecho al hábitat de los
ciudadanos y ciudadanas.

Finalmente, nuestra apuesta es haber culminado con una agenda de trabajo para la construcción de una política
de vivienda que integre los elementos debatidos en las mesas de trabajo.

Rosa María Suárez, directora técnica del Gabinete de Coordinación de Políticas Sociales

73
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

LISTADO DE INSTITUCIONES Y ORGANIZACIONES
PARTICIPANTES

GOBIERNO

ADESS Administradora de Subsidios Sociales

Desarrollo Barrial Comisión Presidencial de Apoyo al Desarrollo Barrial

CONADIS Consejo Nacional de la Discapacidad

Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santo
CAASD
Domingo

Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas del
CDEEE
Estado

DGCD Dirección General de Comunidad Digna

DGDF Dirección General de Desarrollo Fronterizo

Dirección General de Programas Especiales de la
DIGEPEP
Presidencia

GCPS Gabinete de Coordinación de Políticas Sociales

INAPA Instituto Nacional de Aguas Potables y Alcantarillados

INVI Instituto Nacional de la Vivienda

MEPyD Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo

MINERD Ministerio de Educación de la República Dominicana

MMARN Ministerio de Medioambiente y Recursos Naturales

MOPC Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones

MSP Ministerio de Salud Pública

Observatorio de Políticas Públicas de la Univ. Autónoma
OPP-UASD
de Santo Domingo

PROSOLI Programa Progresando con Solidaridad

SIUBEN Sistema Único de Beneficiarios

74
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

ORGANIZACIONES COMUNITARIAS/ONG

ACOPRO Acción Comunitaria por el Progreso

ALA Dominicana Apoyo al Anciano, INC.

ASFUNSARET Asociación de Fundaciones de Saneamiento Ambiental

Asociación de Juntas de Vecinos Sabana Larga

Asociación de Mujeres Buscando Progreso

Asociación de Organizaciones Comunitarias del Barrio
ASOCSIBO
Simón Bolívar

ASODIFIMO Asociación de Personas con Discapacidad Fisco-Motora

Campaña Casa Ya, Foro Ciudadano

CDC Centro de Desarrollo Comunitario

CEDEMUR Centro Mujer y Participación

CIMUDIS Círculo de Mujeres con Discapacidad

Ciudad Alternativa

Coordinadora de Org. Comunitarias para el Desarrollo
COCDELA
de Los Alcarrizos

Coordinadora de Org. Comunitarias para el Desarrollo
CODECOC
de La Caleta

Guandules

Colegio Esperanza

CCSC Consejo Consultivo de la Sociedad Civil GCPS

Cooperativa Santa Ana

COOPHABITAT Cooperativa de Producción Social de la Vivienda

COORIMBALP Coordinadora Interbarrial de Lucha Popular

75
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

ORGANIZACIONES COMUNITARIAS/ONG
Comité para la Defensa de los Derechos Barriales
COPADEBA
(COPADEBA).

COTEDO Comisión de Trabajo Ecuménico Dominicano

Federación Dominicana de Organizaciones
FEDOCOMIN
Comunitaria Independiente
Federación de Mujeres Organizadas del Municipio
FEMOMUBOCHI
de Boca Chica
Fundación por el Enriquecimiento de los Valores
FEVHE
Humanos y la Ecología

Foro Ciudadano

FRENPROCA Frente Progresista Caletero

Fuerza Comunitaria Lucerna

Fundación Corazón Bon

Fundación Red de Vejez

Fundación Sonrisa Feliz

Fundación Yuca Café

FUNDESADO Fundación de Desarrollo Santo Domingo Oeste

FUNSAI Fundación de Saneamiento Integral

FUNVE Fundación Voluntad Educativa

Fundación de Socorro de la Mujer y el Niño
FUSMUNID INC
Desamparado

Grupo Ambiental Hábitat

INDENOR Instituto para el Desarrollo del Noroeste

IPSICRIS Instituto de Psicología Cristiano

JTD Junta Barrial Los Tres Brazos

Cruz Roja Dominicana

76
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

ORGANIZACIONES COMUNITARIAS/ONG

JTD Junta de Vecinos Carmen Delia Cedeño

Junta de Vecinos Cristo Rey-Boca Chica

Junta de Vecinos Gregorio Luperón

Junta de Vecinos San Rafael

LAZOS Liderazgo Social y Político en Pro de la Juventud

Manos Anaranjadas

MUDHA Movimiento de Mujeres Domínico Haitiana

Mujeres por la Paz

Patronato Nacional de Ciegos

Asociación de Padres, Madres y Amigos de la
APMAE de La Caleta
Escuela de La Caleta

Proiss- INTEC Programa de Salud y Seguridad Social de INTEC

PROMUS de Barahona Promoción de la Mujer del Sur

RECODEH Red Comunitaria por el Desarrollo Humano

Red Urbano Popular

77
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

SECTOR PRIVADO
Asociación Dominicana de Constructores y
ACOPROVI
Promotores de Vivienda

APYME Asociación de Pequeñas y Medianas Empresas

Confederación Dominicana de Pequeñas y
COPYMECON
Medianas Empresas de la Construcción

EMCO/ Arq. Empresarios y Constructores EMCO, SRL.

ORGANISMOS INTERNACIONALES
Agencia Española de Cooperación Internacional
AECID
para el Desarrollo

BID Banco Interamericano de Desarrollo

BM Banco Mundial

Hábitat Para la Humanidad República Dominicana

Intermon Oxfam

Programa de las Naciones Unidas para el
PNUD
Desarrollo

CUERPO DIPLOMÁTICO

Embajada de México

78
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

PERFIL DE LOS
EXPOSITORES
79
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

ARQ. GEORGINA SANDOVAL
Actualmente es presidenta honoraria de la Asociación
Civil Casa y Ciudad y Docente e investigadora en el
Departamento de Investigación y Conocimiento para
el Diseño de la Universidad Autónoma Metropolitana
de México. Su área de especialización es la vivienda
social y popular y la planeación urbana. Adicionalmente,
coordina el grupo de Investigación Aprendizaje en el
Hábitat Comunitario» e integrante de Cuerpo Académico
(PROMEP): «Intervenciones diseñísticas en el espacio
público. Tiene diversas distinciones relacionadas con su
actividad estudiantil y profesional, expositora y articulista y
consejera en diversos comités técnicos de vivienda a nivel
latinoamericano.

JAIME RODRÍGUEZ
Licenciado en Derecho por la Pontificia Universidad Católica
Madre y Maestra (PUCMM-STI). Magíster en Derecho
Constitucional en la Universidad Iberoamericana (UNIBE).
Ha desempeñado funciones públicas en la Procuraduría
General de la República, sirviendo como coordinador de
la Gerencia de Políticas Públicas, Investigación y Análisis de
la Escuela Nacional del Ministerio Público. Actualmente es
socio de la Oficina de Abogados PUJALS Y RODRÍGUEZ y
consultor de Ciudad Alternativa para los aspectos jurídicos
vinculados con el derecho a la vivienda y al hábitat.

ONOFRE ROJAS
Doctor en medicina y político. Actualmente es director
ejecutivo de la Comisión Presidencial por el Rescate de la
Cuenca Ozama e Isabela y director de la Mancomunidad
del Gran Santo Domingo. Fue el director ejecutivo de la
Comisión Presidencial para la Reforma y Modernización
del Estado, entre el 1996/2000 y ordenador nacional de los
Fondos Europeos para el desarrollo, entre el 2006/2010.

80
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

RAFAEL JOVINE
Es economista por la Universidad Autónoma de Santo
Domingo y cuenta con Maestría en Políticas Sociales
por la Universidad de Salamanca, España. Cuenta con
experiencia de trabajo en organizaciones de la sociedad civil
dominicana, con especial interés y desarrollo en las áreas
de economía política, fiscalidad y políticas sociales. Fue
coordinador del Observatorio por el Derecho a la Ciudad
de Ciudad Alternativa y actualmente se desempeña como
consultor en temas de fiscalidad, análisis presupuestario
en educación y vivienda, entre otros.

MARÍA GATÓN
Ingeniera civil, egresada de la Universidad Autónoma de
Santo Domingo, con posgrado en Administración de la
Construcción, Posgrado en Administración Pública y en
Planificación Sectorial, con énfasis en políticas y planificación
de viviendas de la Universidad Nacional de Colombia. Ha
trabajado en la elaboración de documentos relevantes
como «Políticas de Viviendas y Asentamientos Humanos»,
«Anteproyecto de Ley Fondo Nacional de la Vivienda para
los Trabajadores», en contrapartida con el Programa de las
Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). Actualmente es
la primera vicepresidenta de la Asociación de Constructores y
Promotores de Viviendas (ACOPROVI) y gerente Planificación
y Desarrollo de la empresa constructora Onix y Vinculadas.

LEVELYN CORNIEL
Es Ingeniera de Sistemas por la Universidad Central del
Este y cuenta con una maestria en Responsabilidad Social
por la Universidad ANHAUAC, México Norte. Actualmente
es coordinadora en Responsabilidad Social de Cemex
Dominicana y coordinadora del programa Patrimonio Hoy
de Cemex para República Dominicana.

81
MEMORIA :: Foro Internacional Políticas Públicas y Producción Social del Hábitat

JOSUÉ GASTELBONDO
Es historiador de la Pontifica Universidad Javeriana de
Bogotá y maestría en Planeación Territorial y Gestión
Ambiental de la Universidad de Barcelona. Es oficial del
Programa Migración, Ciudad y Desarrollo de la Organización
Internacional para las Migraciones. Cuenta con experiencia
de más de dos décadas en tres campos relacionados a
migración, ciudad y desarrollo: en organizaciones sociales
de vivienda; en el sector público trabajó como viceministro
de Vivienda y Ordenamiento Territorial, director nacional
de Vivienda del Ministerio de Desarrollo Económico y Social,
presidente del Fondo Nacional del Ahorro; y en agencias
de Naciones Unidas ha sido coordinador de programas
interagenciales en vivienda y desarrollo económico
territorial en Centroamérica.

ÁLVARO JOSÉ COBO SOTO
Doctor en Derecho de la Universidad San Buenaventura
de Cali. Se ha desempeñado en el sector público,
constructoras, fiduciarias, FES. Fue Alcalde encargado de
Cali, director de Valorización de la ciudad de Cali, gerente
de Emcali, viceministro de Defensa y director general
de Vivienda en el Ministerio de Desarrollo Económico;
Subdirector de Comfandi (Caja de Compensación Familiar
del Valle del Cauca) y ahora presidente ejecutivo de la
Asociación Nacional de Cajas de Compensación Familiar,
Asocajas. Ha representado a Colombia como delegado en
numerosas asambleas, foros y congresos internacionales
de política habitacional y laboral. Tiene una alta trayectoria
como catedrático en diversas universidades de Colombia.

WALTER DE LOS SANTOS
Actualmente es referente de Dirección Nacional
en el seguimiento de cooperativas en construcción
(aproximadamente 80 cooperativas). Se encargó de la
gestión de la obra del Barrio 26 de Octubre en Montevideo,
integrado por 12 cooperativas, hasta la finalización de la
obra. Fue representante de la FUCVAM como brigadista
en la Cooperativa KOLOMM en Haití, durante 18 meses.
Allí desarrolló con los sectores más humildes de la
población haitiana una importante iniciativa del modelo del
cooperativismo autogestionario, cuyo proyecto comprendió
la construcción de 25 soluciones habitacionales, tomando
como ejemplo el modelo cooperativo Uruguayo.

82
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

FERNANDO ALFARO
Es arquitecto por la Universidad Autónoma Metropolitana-
Azcapotzalco, con estudios de especialización en vivienda
por Universidad Nacional Autónoma de México; y de
maestría en Arquitectura Participativa y Diseño Complejo
en la Unidad de posgrado de Arquitectura de la UNAM.
Director de Casa y Ciudad del año 2006 al año 2012. Por
su trabajo en Casa y Ciudad ha participado en varias de las
distinciones institucionales: en la elaboración del Programa
de Mejoramiento Barrial Integral Romero Rubio y el
Programa de Mejoramiento Barrial La Semilla que obtienen
el reconocimiento de Good Practice ONU- Dubai en el año
2000 y 2008. También participó en el diseño del Programa
de Mejoramiento Barrial, aprobado por el Gobierno del
Distrito Federal.

83
Hacia la definición de una política pública para la población empobrecida

85