Está en la página 1de 4

Juniors fuera de lugar

Alberto Barranco Chavarría

Lanzada por la Secretaría de Hacienda, el IMSS y el Infonavit, en inusual


operativo conjunto, la madre de todas las ofensivas contra despachos de
“asesores” fiscales que diseñan esquemas para escatimar lo que es del
César, de pronto lo ofensiva se topó con un escollo.

Hete aquí, en uno de los de3spachos en la mira laboran tres hijos de


destacados políticos, dos de ellos ex presidentes de la República, y el otro
ex precandidato a la propia silla.

Los juniors llevan los apellidos Zedillo, De la Madrid y Creel.

La inesperada roca en el camino obligó a pedir “línea” a Los Pinos,


lo que frenó la acción iniciada desde el 16 de junio de 2008, tras detectarse
una serie de mecanismos para darle la vuelta a las obligaciones fiscales, ya
transformando sociedades anónimas en cooperativa; ya convirtiéndolas en
sociedades colectivas; ya creando empresas integradas o integradoras, o
constituyendo empresas outsorcing o terciarias para ofrecer autoservicios.

La luz verde permitió catear, el 26 de abril pasado, cinco oficinas en


el interior de la república del despacho Álvarez, Puga y Asociados, cuya
especialidad era, justo, el diseñar esquemas outsorcing, simulando que las
firmas eran ajenas a la empresa contratante.

Más adelante, el 18 de mayo se hizo lo propio en oficinas


regionales de los despachos Internacional Consulting Bussines Group e
Inteligencia en Dirección de Negocios en Tuxtla Gutiérrez, Puebla,
Monterrey, Guadalajara, y el Distrito Federal.

En este caso los despachos se “especializan” en ofrecer sus servicios


a clubes de futbol, entre ellos el Cruz Azul, Jaguares de Chiapas e Indios de
Ciudad Juárez, por más que entre sus clientes figuran líneas aéreas, hoteles,
embotelladoras, gobiernos estatales y colegios particulares, entre otros.

En total son 19 los despachos investigados, en la presunción de haber


tenido vías para una defraudación fiscal calculada en 3 mil 400 millones de
pesos.

Descubierta la zancadilla al fisco, el cuatro de diciembre de 2008, el


Servicio de Administración Tributaria, presentó ante el Ministerio Público
Federal una primera querella contra un “asesor” de nombre Sergio Castro
López, que derivó en una orden de aprehensión.

A éste se le consideraba eje de os “sistemas fiscales agresivos”.

El caso es que en el río revuelto llegó a la Comisión de Vigilancia de


la Cámara de Diputados, con cargo a la Auditoria Superior de la
Federación, un documento en que se detalla cómo presumiblemente la
Cooperativa Cruz Azul defrauda al erario público.

El texto tiene un título más que elocuente: “Cómo operan despachos


que ayudan a clubes de futbol y futbolistas a evadir impuestos”.

El documento desnudó abiertamente al despacho Inteligencia en


Dirección de Negocios, conocido como IDN.

En uno de sus anexos se ubica una carta dirigida al presidente de la


Sociedad Cooperativa, Guillermo Álvarez Cuevas, en la que se le detalla un
esquema de remuneración a través de una sociedad colectiva, vía el truco
de darle carácter de socios industriales a varios futbolistas.

Bajo la figura, señala la misiva, los ingresos quedarían exentos del


100 por ciento del Impuesto Sobre la Renta.

Según el texto, entre los beneficiados estarían los futbolistas mejor


pagados y su entrenador.

A manera de ejemplo, se alude que en noviembre de 2009 el jugador


Sergio Torrado recibió una remuneración de 3 millones de pesos,
equivalente a 232 mil dólares, en tanto el argentino Manuel Villa ganó 940
mil 500 pesos, equivalente a 72 mil dólares.

El “ojitos” Enrique Meza, entrenador del equipo, ganó un millón 45


mil pesos, equivalentes a 152 mil dólares.

De acuerdo al despacho IDN, la Ley General de Sociedades


Mercantiles permite a los socios industriales un tratamiento fiscal laxo,
dado que no aportan capital sino su inteligencia para hacer crecer un
negocio.

La simulación, pues, es evidente, tanto que provocó la salida del


director jurídico de la cooperativa Cruz Azul, en medio de un escándalo
que salpicó a toda la directiva.
Por lo pronto, la ofensiva es dual: orillar a los clubes a cubrir los
impuestos omitidos, más recargos, intereses moratorios, actualizaciones y
demás, lo que colocaría en quiebra a los Indios de Ciudad Juárez y a los
Camoteros del Puebla, y fincarle responsabilidades a los despachos que
constituyen las trampas.

La gran pregunta, naturalmente, es si el gobierno se atreverá con los


juniors, tras que su aparición en escena hizo palidecer a los sabuesos.

Balance General

Las señales apuntan a que finalmente se venderá la empresa de transporte


de valores Servicio Panamericano de Protección, conocida como
Serpaprosa, cuyo 80 por ciento del capital lo mantienen 11 bancos, con
prominencia de Santander, Banamex, Bancomer y HSBC, todos ellos con
matrices en el exterior.

Como usted sabe, éstos quedaron atrapados en la ilegalidad, dado


que desde 1973 las empresas transportadoras establecidas en el país están
reservadas a mexicanos.

Las intermediarias, pues, estaban obligadas a vender.

La paradoja del caso es que el posible comprador es una firma de los


Estados Unidos de razón social Brink´s, que mantiene en propiedad el 20
por ciento restante del capital, vía un fideicomiso neutro establecido en
Nacional Financiera desde hace 31 años.

De una ilegalidad, pues, se saltaría a otra, por más maquillaje que se


coloque.

El asunto tiene una arista más, dado que la firma cuenta con un
arsenal para protección de los valores que transporta, de 3 mil armas…
cuya licencia se otorga sólo para mexicanos.

Lo inaudito del asunto es que la empresa, ajena al interés de los


bancos, está en ruinas. Sus estados financieros reflejan un escenario de
quiebra; carga con pasivos fiscales simulados; su flotilla vehicular es
obsoleta; arrastrar un fardo de pasivos laborales, y para colmo tiene una
pésima relación con su sindicato.
Hasta con la cubierta

Desatadas las hostilidades por la cadena Wal Mart, vía su campaña


lDesafío de ticketsl, en que se pretende demostrar que su rival más
próximo, Soriana, ofrece productos más caros, ésta recogió el guante, lo
que augura una pelea de pronósticos reservados.

Soriana, por lo pronto, acusa a Wal Mart de falsear sus datos, en


tanto la contraparte exige que se le demuestre.

La pelea es a tres caídas sin límite de tiempo.

Cónclave exportador

Esta tarde se inicia en la ciudad de Mérida la edición 18 del Congreso del


Comercio Exterior Mexicano, organizado por el Consejo Mexicano de
Comercio Exterior que encabeza Valentín Díez Morodo.

En el evento reaparecerá el ex secretario de Comercio y Fomento


Industrial, Jaime Serra Puche.

La expectación, sin embargo, se enfocará en el presidente de


Verzatec, Eugenio Clariond Reyes Renata, quien tradicionalmente levanta
polvoreada con sus intervenciones.

Ahí se estrenará, en un evento público, además, el presidente


entrante del Consejo Mexicano de Hombres de Negocios, Eugenio Garza
Herrera, quien es presidente del grupo Xigmex.