Está en la página 1de 1

MONLOGO

Realmente me ha costado llegar dnde ahora mismo estoy, he cantado rogando por comida,
muchas personas no creyeron en m, que por ser una chica no tendra xito con mi estilo musical,
pero aqu estoy. Ganndome los corazones de muchas personas, que al escuchar lo que canto Se
sienten identificadas o simplemente disfrutan la msica al igual que yo al cantarles. A pesar de
haber tenido una infancia complicada dnde casi no pude estudiar como cualquier otro nio,
sueo con que los dems nios tengan una infancia en la que mi msica sea reproducida en sus
corazones alegres y pequeos, sueo con que la msica siempre vaya antes de la violencia, del
odio y del egosmo y que las generaciones que vienen sepan el valor que tiene el amor ante todo.
Aunque sueo tantas cosas Todava mi corazn se desespera por algo O alguien. Es alguien
muy cercano a m en los conciertos, puede que la gente lo vea como simplemente alguien ms,
pero es realmente imposible no sentir algo cuando te das cuenta que ese alguien comparte el
mismo amor por la msica, el mismo escenario y las mismas sonrisas. Adems, gracias a l es gran
parte de la magia que implica para mi cantar para las personas, sin l no habra la misma
inspiracin, y no s, tal vez sea porque me gusta, pero cada cancin para mi tiene significado
mientras la cante y l est a mi lado Y bueno (Suspiro largo y apesadumbrado) Creo que mi
padre no est muy de acuerdo, l dice que es malo que me guste alguien con quin trabajo, pero
vamos! Es difcil que no me guste, quisiera que l entendiera mis sentimientos, aunque lo dudo,
Ese hombre es ms seco que el desierto! Mi corazn se rompe cada vez que lo veo, porque s que
mi padre no lo acepta y tengo que hacerle caso porque l podra despedirlo. l es como la msica
para m, la msica es mi hogar, mi fuerza, es mi pasin, soy esclava de la msica, de sus tonos, su
ritmo, su todo, sin la msica no s qu sera yo, sera solo un cuerpo, sin vida, sin alma y sin
matices, solo sera gris, y tanto la msica como l, me pintan de colores, as como el azul que me
recuerda el majestuoso mar, rojo, cmo la sangre que corre por estas venas, verde, como el color
de aquellos rboles de all afuera, rosado, como Cmo Cmo mis mejillas cuando me habla y
me sonre.