Está en la página 1de 9

ARTÍCULOS

¿Hay progreso en Colombia? La “víctima”
y la construcción de comunidades emocionales
Myriam Jimeno / Universidad Nacional de Colombia1

Resumen suene desafinado y aún repelente. No obstante, la antropología ha
mantenido una persistente ambivalencia sobre la idea de progreso
En el texto me detengo en la construcción cultural de
(Stocking 2001), tal vez una de las marcas más reconocibles
la categoría de víctima como una forma de afirmar civilidad.
de su origen cultural euro céntrico. George Stocking afirma
Propongo que durante los años pasados presenciamos en
que la antropología vacila entre un relativismo refractario y
Colombia la afirmación de un lenguaje que acude a narrar
un progresivismo residual y mantiene hasta hoy la tensión
experiencias personales de sufrimiento en forma de testimonio
entre estos dos. Aún así, no cabe duda, continúa Stocking, que
personal. Este lenguaje, eminentemente emocional, crea lazos
algunos valores universales—ideales de progreso—son todavía
entre personas diversas de lo que podemos llamar sociedad civil,
motivadores poderosos de la crítica cultural y de aspiraciones que
en torno a compartir “la verdad” de los hechos de violencia de
hasta Rousseau miraría como progresistas (Stocking 280).
los últimos años. Argumento que este lenguaje del testimonio
personal tiene efectos políticos en tanto construye una versión Creo por mi parte que la afirmación de la sociedad civil
compartida de los sucesos de violencia de la última década y como parámetro de progreso en las prácticas políticas de los
sirve de puntal para una ética del reconocimiento y para acciones colombianos, es uno de estos valores e ideales. En el texto me
de reclamo y reparación, dado que es un mediador simbólico detengo en la construcción cultural de la categoría de ‘víctima’
entre la experiencia subjetiva y la generalización social. como una forma de afirmar civilidad. Propongo que durante los
Examino la construcción social de la categoría de víctima en tres años pasados presenciamos la afirmación de un lenguaje que
escenarios sociales: la puesta en escena y la movilización por acude a narrar experiencias personales de sufrimiento en forma
parte de la comunidad indígena frente a hechos de violencia, las de testimonio personal. Este lenguaje, eminentemente emocional,
manifestaciones masivas del año 2008 y la lucha por obtener la crea lazos entre personas muy diversas de lo que podemos llamar
Ley de Víctimas. sociedad civil, en torno a compartir ‘la verdad’ de los hechos de
violencia de los últimos años. Argumento que este lenguaje del
Palabras clave: Víctima, violencia, comunidades emocionales,
testimonio personal tiene efectos políticos en tanto construye
Colombia
una versión compartida de los sucesos de violencia de la última
década y sirve de puntal para acciones de reclamo y reparación. La
Abstract naturaleza emocional de esa categoría hace posible, como nunca
antes en el país, tejer vínculos de identidad y reconocimiento
In this text, I focus on the cultural construction of the entre quienes han experimentado la violencia y el conjunto de
category called “victim” as a way to affirm civility. I propose la población civil. Estos vínculos se actúan de manera pública
that during the recent past years we have witnessed in Colombia en la forma de movilizaciones e imágenes compartidas. Así, el
the affirmation of a language that responds by narrating personal lenguaje del testimonio personal conforma comunidades en el
experiences of suffering in the form of personal testimony. This sentimiento, ‘comunidades emocionales’, las llamo, que son
language, eminently emotional, creates connections between comunidades morales, fundadas en una ética del reconocimiento.
diverse persons which can be called “civil society” related to La categoría de ‘víctima’ es el decantado simbólico y el punto
sharing “the truth” of the reality of violence during the past de confluencia de este proceso de reconocimiento. Esta categoría
few years. I argue that this language of personal testimony has permite ventilar, de una manera inédita en Colombia, los hechos
political effects in that it constructs a shared version of the violent de violencia desde la perspectiva de quienes los han sufrido.
events of the past decade and it functions as a mainstay of ethical
recognition and, through protest and reparations, given that it is Examino la construcción social de la categoría de
a symbolic mediator between subjective experience and social ‘víctima’ en tres escenarios sociales: la acción pública de
generalization. I study the social construction of the category una comunidad indígena, las manifestaciones masivas de los
called “victim” in three social scenes: the setting in motion of the últimos años, en especial las del año 2008, y la lucha por
scene and the mobilization by the indigenous community against obtener la Ley de Víctimas.
the violent acts, the massive demonstrations of 2008, and the
struggle to obtain a “Ley de Victimas” [Law to Protect Victims]
Kitek Kiwe, conmemoraciones
Key Words: Victim, violence, emotional communities, Colombia
En abril del año pasado asistí por primera vez a la
conmemoración del aniversario de la masacre cometida por
Presentación los llamados paramilitares en el Alto Río Naya en el año 2001.
Me llamó la atención que durante las semanas anteriores a la
Pedirle a una antropóloga hablar de progreso es ponerla en conmemoración, una pequeña comunidad de desplazados de esa
aprietos. Como lo sabemos, la antropología se reconoce por su masacre en la cual adelanto trabajos de investigación, estuviera
acento relativista, lo que hace que el lenguaje del progreso le febrilmente dedicada a preparar el evento. En realidad ellos serían

sería alrededor del compromiso del gobierno de tomar regionales y el fiscal que tiene jurisdicción sobre el caso del este poblado como uno de los ejemplos de reparación económica Naya. Los familiares de las víctimas Cauca. Cerca de mil asistentes. ni perdón ni olvido. institución creada por indígena Kitek Kiwe. organismos de derechos humanos. abrieron el acto de los invitados. La cuando las víctimas salen a reclamar sus derechos en escenarios reparación por la vía gubernamental pasó a un segundo plano. de pancartas rodeaban el salón. encarnados por tres mujeres y el joven estas puestas en escena dejan atrás la supuesta pasividad de las gobernador del cabildo Kitek kiwe. en primer lugar. El salón estaba colmado. un acto encabezado por la comisión gubernamental los cuerpos a los ríos. funcionarios de la Procuraduría y el fiscal que tiene a su del Naya exigimos. no muertos!”. seguían en su empeño de preparar el el CRIC2 hace unos diez años para hacer ‘resistencia civil’ a los evento: Lisinia. castigo a los en las dos lenguas. español y nasa yuwe. indígenas. Nos colocaron días la presentación de un sociodrama sobre su versión de los dos pequeñas cintas. a una audiencia señora Verdad. ya la séptima después de los sucesos de Pero en esta ocasión los invitados centrales eran los fiscales violencia. Los cuatro hablaban entre sí. justo debajo de repetición”. organismos internacionales y no gubernamentales. rodeados. nacionales e internacionales. de la Fiscalía General de la Nación. una variada muestra de gobierno y ‘sociedad civil’. En un improvisado escritorio desde la marcha de Bogotá en marzo [2008]”. periodistas regionales y uno de los dos canales privados de campesinos—y también a un grupo selecto de funcionarios de TV. la ‘Consejera mayor’ Aida Quilcué. el salón principal de la escuela. seis fotos amplificadas de algunos de la autoridad indígena de esa región. de a pocos minutos de la capital regional. a delegados de quienes retornaron al Naya—negros. portaban las insignias de esa masacre en varias ocasiones. tales como el himno en Continuaron varios integrantes de asociaciones de víctimas dos lenguas y la versión de lo ocurrido mediante el sociodrama y el evento desembocó en una representación de los “derechos de actuado por los niños de Kitek Kiwe. las víctimas (…)”. Esta conmemoración. la ciudad de Popayán. Invitaron también Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC). el Naya está presente. En los costados entre los asistentes. Allí estarían. cuatro niñas tomaban los datos de los asistentes en los niños de la escuela y uno de los maestros ensayaban durante listas que el Cabildo Kitek Kiwe había diseñado. justicia. Ascendimos hasta sucesos. puerta de entrada al Naya por En abril del año 2008 fuimos a la nueva conmemoración. En fin. Mientras tanto. Allí permanecieron horas. hecho la Fiscalía respecto a esto (…)”. Se tomaron el escenario y a una voz gritaron: “Se vive. Castillo y Varela. del Proceso de Comunidades negras. en la finca que ganaron de las autoridades locales. hasta la ¡qué sería todo lo que diría! (…) No entiendo por qué hoy. ¿HAY PROGRESO EN COLOMBIA? LA “VÍCTIMA” 8 Y LA CONSTRUCCIÓN DE COMUNIDADES EMOCIONALES allí apenas una de las tantas organizaciones participantes que irían ******* hasta el pequeño poblado de Timba. entonado pueblos”. el Defensor del Pueblo del se siente. el señor Víctima. intelectuales. hasta que lograron ofrecer el sociodrama lo que nosotros reclamamos como víctimas. los Kitek Kiwe. una morada y una blanca. verdad. Se nos debe garantizar mejor la defensa de a la audiencia en torno de símbolos de fácil compresión para nosotros. Si el río de La Balsa pudiera hablar… encargada de la aplicación de la Ley de Justicia y Paz. en el calor intenso de las en su mayoría. víctimas para esgrimir reclamos muy concretos ante el Estado? preocupados por esclarecer la verdad de lo que pasó. De personas de la comunidad y de Ya en la conmemoración. “no sé dónde las guardé a unos pocos metros de la entrada. entusiasmar. Ataviados con chalecos nuevos. los del autodenominado cabildo estaba franqueada por la guardia indígena. y reparación para Uno de los dirigentes de Kitek Kiwe decía “(…) Eso es las víctimas del Naya. el delegado de El escenario era muy distinto: los Kitek Kiwe habían decido la Comisión Nacional de Reparación y representantes de la OEA. la señora Reparación y la señora tan heterogénea? ¿Es nativismo y añoranza? ¿Cómo es que Garantía de no Repetición. preparado por un grupo del cabildo Kitek Kiwe: La ¿Cómo consiguen convocar. por medio de una acción jurídica de tutela. todos y de enorme eficacia emocional. la dirigente nasa que ha representado a las viudas armados. las víctimas”. literalmente. 2009). verdad. . Al lado de las pancartas cómo los niños agitaban los bastones de mando que simbolizan repetidas muchas veces. sorprendidos. La finca está situada de organizaciones comunitarias de los que retornaron al Naya. de madera. realizarla en la sede de la comunidad. En seguida intervino un Fue así como el evento se desplazó desde su propósito campesino que retornó al Naya: “A mí me tocó ver como botaban inicial. así como los procuradores regionales. El acto lo presidía la presidente del CRIC en ese manera sorpresiva con la entrada de los niños de la comunidad por momento. [es saber] qué ha (véase Jimeno. Los niños no bajaron más del quienes perecieron. se apresuraba porque “no rojas y verdes del CRIC: nos indicaron que debíamos inscribirnos encuentro las fotos de las “víctimas”. el Valle del Cauca. toma de la vocería por las organizaciones indígenas y negras. reparación y derecho a la no cargo la investigación por la masacre del Naya. hombres escenario. se pusieron enormes pancartas: “Por la defensa de la vida y la dignidad de los en pie y escucharon en silencio el himno nacional. de la organización indígena por lo que su acceso es relativamente fácil. pues fueron al menos 42 personas. La entrada a la y simbólica por la masacre. Afiches realizados por los niños de la escuela llanuras del norte caucano. ¡el gobierno se queja! Dicen que Los delegados del gobierno nacional y local se encontraron hablamos mucho. gobierno. Pese a su papel marginal. Vimos cómo se corregían unos a otros: digan “¡víctimas. bajo un arco de cintas verdes y bombas blanco y morado. Vieron sobrecogidos responsables materiales intelectuales”. “No a la impunidad. fue enfática una niña. cantando el himno nacional en lengua nasa tomaron asiento los delegados de la Unidad de Justicia y Paz yuwe. finca. y banderas que reclamaban justicia. que exageramos (…) Quiero criticar mucho los sometidos a una lógica escénica que colocó el clima emocional derechos de las víctimas en las audiencias públicas [contra los del evento alrededor de las “víctimas” de la masacre y convocó jefes paramilitares].

¿que hagamos minga3´? ¡Sí!!. Es posible que así (…) que pretendía ser otro más de los falsos positivos! No se pueda llegar a la verdad social –que tal vez no a la jurídica– basta la investigación. señala agentes del crimen. Víctima se volvió hacia el público. Que nos reforcemos para pedir respeto a la . Víctima. víctimas. conmemoración de la masacre del 2001 se apropia de manera Los derechos contestaron que dudaban de que en el gobierno peculiar de la noción de víctima como categoría de negociación de Álvaro Uribe se les garanticen los derechos. cosido todo por la identificación emocional con la esa primera masacre. lo siguieron en el juramento y firma de un documento. promovido sus derechos (Informe del International Crisis Group Ahora. atronaron los pertenecen a sectores populares y a capas medias de la sociedad. asistentes. quien es uno de los maestros de la escuela. Víctima. Iniciamos la minga [el año pasado] luego discutiré. continuó el Sr. Por esta vía. a puestas en público. que la Fiscalía firme el documento?. la cara hacia “las señoras derechos de las víctimas”. Esto hay que recogerlo y volverlo minga. Y “¿hay alguien de la la categoría de ‘víctima’. ayúdenme?”. dijo el gobernador del cabildo. los demás funcionarios depositarios o aspirantes a derechos y beneficios institucionales. para que usted siga siendo quienes buscan provocar un proceso de apropiación compartida de la voz de este proceso. “¡Vamos a hacer minga de esclarecimiento!. 2008. como minga. Es llamativo que no quedan sus asientos. Continúa equitativo dentro de la sociedad nacional y para lograrlo crean el Sr. Víctima. El lenguaje emocional no es.ARTÍCULOS 9 El Sr. instituciones en pie. puede ser fuente de comunidades comunidad! ¿Qué hacer para que nos dejen de matar? (…). Es por seguir trabajando. Su acción Defensor del Pueblo del Cauca. gritó el verse como microcosmos que revela tendencias sociales más público “¿Firman esta acta de compromiso. Venga compañera. de su reconocimiento y reparación. “Voy a hacer un N. los niños. Los defensores interpelan a la sociedad nacional mediante la incorporación de presentes se pusieron de pie en silencio. algunos son individualidades y otros están organizados en agrupaciones de El Sr. se ubicó de espaldas para que se pueda gritar con más fuerza que la dignidad de todos al público. El los pueblos se debe respetar. política reivindicativa. ¡que firmen!. lo que les permite consolidar la acción Procuraduría?”.” Finalizó con los pasos para acudir Sr. “¡Que firmen. Uprimmy y Saffon 2006. Muchos asistentes se organismos internacionales que afirman que en Colombia no amontonaron. Y ante todo. de intereses creados—respecto no caiga y un collar que simboliza a las víctimas del Alto Naya”. “¿Está por aquí la Fiscalía?”. Fue el clímax. otros tomaban se le ha asignado representación a las víctimas y no se han fotos y videos. ¿Está por aquí encerrados dentro de su propio reclamo de otredad. Víctima. frente a la violencia.Yo morales cívicas. Caminamos la palabra en espontáneo. “señora Justicia. víctimas. las viudas?” Con los delegados de las tres heterogéneos. eso es que hoy caminamos la palabra. ¿Quién quiere hacer minga?”. tales que tiendan quisiera hacer un llamado a las comunidades afrocolombianas a lazos entre la fragmentada sociedad civil en Colombia. ¡que juren!. aclamó el público. rodearon a los firmantes gritando. ¡No pudieron desmentir el atentado sobre el dolor. Casas –Casas y Herrera sencillo homenaje a una mujer que es modelo de resistencia. Los derechos respondieron. El compartir en público su experiencia con la violencia. ¿Qué dicen. se Pero por otro lado. profundamente incorporados. entre otros. Su mecanismo central es el Ella respondió en nasa yuwe y dijo en español. Víctima. La consejera trascienden la idea establecida sobre la pasividad de las “víctimas” del CRIC recibe regalos de manos de mujeres del cabildo: un y agencian su propia participación en un intento por romper las sombrero “con los colores patrios. natural. ¡Sí! escena—performance las llaman—basadas en una comunicación gritó el público. Señor fiscal. Los tres fiscales presentes se levantaron de eminentemente emocional. dijo. modelo de lucha. A razón de todo víctima. “Si hubiera alguien acude a la etnicidad india y obra en nombre de la profundidad del gobierno que se comprometiera… tal vez y la situación histórica para interpelar a los no indios y al Estado por derechos mejoraría”. aturdidos por el repentino griterío. “¿Señor Defensor del Pueblo. Aplausos. Me interesa llamar la atención por ahora sobre con muchos asesinatos en el norte del Cauca. pues algunos son rurales y otros son urbanos. han seguido más masacres. que recoge una palabra: ¡es posible! Es un Me interesa subrayar la dimensión político cultural de homenaje muy sencillo. “…quiero iniciar uso de un lenguaje emocional que relata historias personales. Se entienden entre sí al afirmar sus derechos mediante cierto?”. hoy haciendo memoria de la cacica Gaitana y su lucha con cinco narra con detalle acontecimientos. continuó. demanda conquista del dominio español el siglo diecisiete]. para acceder a la justicia?”. irrumpieron los asistentes. duraderas. ¡Sí!. “¿A quién acudimos?”. sino que la Defensoría [del Pueblo]? ¡Sí¡!. “¿Pero no se frente a la institucionalidad. el símbolos y lenguajes nuevos y acuden. consejera Aída Quilque”. “lo juro”. exclama con un movimiento nacional? Hasta aquí es claro que este grupo el Sr. vulnerados. testimonial es un acto político con el que trascienden el ser meros entrecortado. lo juran ante las amplias: la existencia de sectores de la sociedad colombiana. institucionales. para exigir respeto. representado por el gobernador del cabildo y dignidad de los pueblos. 29-30. a la izquierda. ¿cómo hago yo como víctima a la Corte Penal Internacional por crímenes de Estado. Y uno a uno. documento en proceso). ¿qué puedo hacer. ya todos en pie. son una respuesta a la demanda de analistas y lo llamaron los de Kitek Kiwe. los movimientos de víctimas usted. porque las víctimas necesitan voces como los sucesos de violencia. el caso particular del cabildo Kitek comprometen a esclarecer la masacre del Naya y a garantizarles Kiwe representa un movimiento cívico más amplio y puede los derechos a las víctimas? ¡Que se comprometan!. ¡si no que no haya más asesinatos de la todavía tan esquiva. ¿Cómo se enlaza esta política india puede hacer nada?. levantó su mano derecha y. Surge [entonces] el su cualidad comunicativa. ni ajeno a la racionalidad o al razonamiento. “¿qué firmen. “Acta” En la práctica. Víctima. Después de derechos. Preguntó uno por uno a cada derecho Esta representación ejecutada con ocasión de la cómo se haría para garantizar que les cumplieran sus demandas. el público. proveniente de significados culturales atentado contra mi esposo4. pero también al centro político. que firmen!” resuena el recinto. También es claro que los indios buscan un lugar más exclamó el Sr. por supuesto. una pulsera para que su ímpetu barreras—legales. ¡Sí!. muy humilde. mil nasas que murieron en Tierradentro [se refiere a lucha de distingue quién es la víctima y quién el victimario. “¿Qué dicen?.

Continuó el diario. Las marchas de abril. “Más colombianos que nunca clamaron contra el secuestro resistir hasta el fin”.H5. Veinte mil de ellos llegaron hasta Millones de personas marcharon ayer [4 de febrero-08] en el país Bogotá. Cuando habla. “Por primera vez el país habló de otras marchas que señalan con nombre propio al victimario – en lugar víctimas”. el secuestro y la medios”. en durante el año 2008 afirmaron que era “Algo jamás visto. director del periódico Voz. sino que también dieron lugar a masacre del Naya y en ella a todas las mujeres que han perdido a discusiones sobre la violencia de las últimas décadas: de nuevo sus maridos en el conflicto. 20 de julio. el Pero en conjunto. marchó en Bogotá al En efecto. las madres y los hermanos de marchar contra “la violencia que nos afecta” –fortalecen la estuvieron en la retina del país”. “Cauca/ “Así acaben nuestro pueblos. tituló El Tiempo del 26 Tiempo. declaró de diciembre del 2008 y se detuvo en lo que consideró hecho y que “La marcha [del 4 de febrero] mañana será historia antigua. Carlos Lozano. fueron ocasión para que se planteara la principal legado del 2008. “Unidos por la vida y condenaron la del 4 de febrero por “paraca”7. por la extradición del jefe paramilitar H. Lisinia cuenta y recuenta su caso en apareció el discurso de la autoflagelación tan socorrido en los congresos de víctimas y se indignó hasta las lágrimas en la TV Colombia: el que habla de “una sociedad enferma”. hasta Cali. de una de la masacre del Naya. fuerzas armadas oficiales” (De (Espinosa 1-21). escépticos y desafiaron el tan socorrido mote de la “indiferencia” En octubre del 2008 cuarenta mil indígenas caminaron de del colombiano frente a la violencia. “Los 700 mil indígenas del Cauca . Los mejores barbarie” (1-8). con el fin de expresarle al presidente sus problemas: y en el mundo contra las FARC” “Histórico. Iván Cepeda agregó que pese Mauricio García escribió que se distanciaba de las apreciaciones a contradictores. a pocos días de crímenes de Estado y los graffiti en la Universidad Nacional que la operación Jaque. pues “las la macha del 6 de marzo. julio y noviembre del 2008 Millones de personas. “Una Colombia que hace del dolor de algunos el dolor de muchos. tocar para “suscitar tamaña movilización popular”. principal responsable “indiferente”. en la práctica autoconvocada (…) a afectada por el conflicto y era víctima de todos sus promotores: esta manifestación sin precedentes de unidad de los colombianos” paramilitares. en 1998 y 1999” (El Tiempo. 1-21) y en ese mismo día Álvaro Delgado. una foto mostraba una larguísima bandera de Colombia preguntó por los elementos de la conciencia colectiva que se supo sostenida por miles de marchistas. imágenes [plazas y calles colmadas en varias ciudades del país] En años anteriores. la “El año en que Colombia marchó” tituló El Tiempo el 29 “verdadera”. guerrilleros. y por la paz”. ¿HAY PROGRESO EN COLOMBIA? LA “VÍCTIMA” 10 Y LA CONSTRUCCIÓN DE COMUNIDADES EMOCIONALES esto que Lisinia. 6 de ejemplos fueron la descalificación de José Obdulio Gaviria a la marzo. del cabildo Kitek Kiwe. febrero 5. “ausente”.No fue sido testigo de una manifestación de tal magnitud. julio 21. marzo. hizo notar Rafael Pardo Rueda (Espinosa 1-21) mostraron su entusiasmo que. su dolor y también con su empeño en obtener la verdad. En columna al lado. En las plazas no cabía un alma en ejemplo de resistencia civil contra los armados. el que “la muestra de civismo fue ejemplar” Marchas o el papel de los jóvenes (El Tiempo. “Deciden (…)”. “Otro veinte de julio que pasará a la historia” (El seguiremos en pie¨. continuó El civil en construcción. Pero del año 2008 con una pancarta que recordó a las viudas de la no sólo incitaron sentimientos. primera página)6. los indígenas del Cauca se habían convertido evidencian un hito histórico. 1-5). es posible identificarse con entraña moral perversa del colombiano. en efecto. Tiempo. sorprendieron a los tuvieron como contraste la indígena de octubre y noviembre. 1-17). “Los rostros de los hijos. “No se sabe con certeza cuánta gente marchó. primera página). 4 de febrero contra el secuestro y las FARC. el suroccidente. el año en que la gente salió a las calles pregunta de si las movilizaciones eran muestras de una ética para repudiar la barbarie. “en homenaje a las víctimas de paramilitares y crímenes marcha de marzo por ser “pro guerrilla” dado que hablaba de de Estado”. febrero 5. y 28 de noviembre. Abdón habló de “la grandiosa marcha del 4 domingo a domingo 3). acontecimientos” (febrero 7 de 2008. le dan autonomía. en contraste. pueden crear en ella un reducto ético capaz de movilizar a la gente Abdón Espinosa Valderrama en su columna “Espuma de los contra todo tipo de violencia” (El Tiempo. en El Tiempo de julio 27 de 2008. ora de la guerrilla o los paramilitares. Aún algunos desestimaron una marcha y vieron en otra. por la libertad”. pero estas la violencia”. voz propia y. El país nunca había “Marcha por la dignidad de los pueblos” la llamaron. personaje del año: “Cuatro marchas se convirtieron en el 2008 en no será punto de referencia para lo que debe ser el país” (El el símbolo de una Colombia que dejó a un lado la indiferencia. primera atención del país entorno a una nueva “Minga por la vida y contra página). llamar la a la violencia. como la que ya habían organizado en el año 2002. a la larga. Supera a la una marcha que invocara a las “víctimas” ni los indígenas se que encabezó Jorge Eliécer Gaitán en 1948 y a las de “No más” presentaron como tales. Voces aún más radicales redujeron A través de convocatorias civiles. venga de donde viniere”. ora del gobierno y “los salieron a las calles a rechazar la violencia. es probablemente. julio 21. sociedad civil. destacaron más bien “el despertar de la sociedad civil”. en toda la longitud de de febrero. e incluso amenazas para los organizadores de de algunos de sus amigos contrarios a la marcha. por los secuestrados. fecha ya inscrita en los anales de la historia” y se la página. febrero 5. Consiguieron sí. Al día siguiente de la marcha de febrero. las marchas provocaron sentimientos de unidad lado de miles de manifestantes en las grandes movilizaciones frente a la violencia y de esperanza en la acción cívica. las marchas evidenciaban un cambio en las formas de la con la primera marcha. de julio del año 2002 (1-2). la del 4 de febrero: Pardo recalcó que “los protesta social y dejaban atrás “el discurso insurgente de la vieja partidos así fueran uribistas o no uribistas fueron superados por la izquierda”: “Esa población en marcha le contó al país que estaba gente (…) la gente salió sola. cientos de miles de personas cada demostración a una manipulación. Al lado del artículo. dicen indígenas”. Otros. de una condición histórica repetitiva. una vez más. Tiempo (1-8). Los titulares de El Tiempo forma organizada desde el resguardo de La María (Cauca).

Las autoridades habían exhumado 1. Incluso una que se arrastraba por no pudieron hacer los paramilitares ni el Estado. En julio fue “la mamá que de Derechos Humanos y del Derecho Internacional Humanitario caminó 570 kilómetros por su hijo” secuestrado por las FARC perpetradas por grupos armados al margen de la ley”. Para esa fecha. En ese momento Sin embargo. 5). flores. el periódico El Tiempo escribió. repudia abiertamente los grupos armados para afrontar la arremetida de las FARC.700 cadáveres y 155. jornada llamada de “solidaridad con las víctimas del conflicto Grupos de espontáneos alentaron a Oliva en su caminata que colombiano” organizada en julio de 20007 en conjunto entre recibió “la solidaridad de todos aquellos que salieron a ver su senadores liberales y la Fundación Víctimas Visibles9. Fue tal la resonancia palos. proyecto fue presentado por el senador Juan Fernando Cristo el 1° Oliva Solarte. En las travesía”.ARTÍCULOS 11 empezaron a abastecerse y a conseguir frazadas y medicinas avergüenza de su dolor. lo más abiertamente el malestar del conjunto. quienes expresan primero y advierten sobre la falta de interés del gobierno en el tema. colombiana se ha activado la conciencia social sobre lo que masacres. indicios del progreso de una ética civil contra la acción violenta. en 547): los expulsaron de la marcha. “Si nos En mayo 5 de 2009. Schultze-Kraft y Munévar llaman la atención de la han sido pioneros. consideraciones sobre el Proyecto de Ley se lee que en esa sesión Los marchistas individuales reiteran que en la sociedad del 2007 “Se escucharon testimonios de diferentes tragedias. asesinatos selectivos. lo hicieron los kilómetros en un abrazo a miles de participantes. 5). se niegan a ceder a la presión armada y dicen como Lisinia. Pero además. subsisten grandes discrepancias. El . que denunciaban 123. También por la creatividad de los recursos simbólicos y Desde 1999. Las marchas. secuestros. Pese a las movilizaciones los indígenas invocaban de forma expresa la ‘resistencia civil’ que se llamaron “históricas”. Pocos años más tarde. los caminantes. género. con las fotos de muertos. disfraces. varios poblados del Cauca. en la una La ley de víctimas marcha que llamaron “Minga por la vida y contra la violencia” en protesta contra la masacre en el Alto Río Naya. tomas de poblaciones (…)” contra “población civil. de normas internacionales hijos secuestrados por las FARC. en situación similar. treinta mil indígenas marcharon desde la ciudad de Popayán hasta la de Cali. de sus de violaciones de la legislación penal. los indígenas actúan a la manera de los es evidente” (Schultze-Kraft y Munévar 2008. “Lo que variadas banderas de Colombia. Incluso revivieron la ilegales y le reclama al Estado. de la virgen María. caminó desde Gamarra (Cesar) en el Senado de la República” y firmado por 18 senadores8. como lo hiciera del 2007 al 2009 el maestro de presentación de la Ley de Víctimas estuvo precedida de una secundaria Gustavo Moncayo por su hijo. raza. Minoritarios en “la falta de representación y voz de las víctimas en Colombia la sociedad colombiana. Parecen todos indígenas del Cauca” (Cit. que iban desde performance elaborados por grupos indígenas del Cauca optaron por deslindar campo abiertamente de teatro profesional. palomas. apoyado por “la Bancada del Partido Liberal dijo El Tiempo (julio 18. su lema para numerosas movilizaciones masivas. hasta pancartas rústicas montadas sobre con las organizaciones armadas ilegales. institución del trueque”. la hora de las víctimas?” se preguntó el artículo algo más de veinte movilizaciones entre el año 99 y el 2004 en de Schultze-Kraft y Munévar a finales del 2008 (UN Periódico. los expresivos. También en la adopción de la categoría de falta de garantías institucionales a los derechos de las víctimas. los indígenas de la Fiscalía. lo contra los armados y por varios años hicieron de este concepto que pone de presente que este es un terreno político en disputa. de octubre de 2007. estampas que infiltró una movilización de reclamo indígena en ese año. en mayo del 2001.700 más. se abrieron paso contra funcionarios públicos. 17 de julio. nos dicen los autores. estribillo y rezos. con un discurso que a la vez que habla en primera persona y no se contra comunidades indígenas y afrocolombianas (…)”. emergentes en los grupos sociales. continuó el diario. confrontación. contra organizaciones civiles. “con sesenta y un años y muchas dolencias”. ocupación. como lo veremos. se Es pues claro que en el rechazo a la ingerencia de los grupos habían inscrito como “víctimas” en la Unidad de Justicia y Paz armados en sus comunidades y organizaciones. dice Peñaranda. por fin. pidieron la liberación de su padre. Pero después de la masacre del Naya los paramilitares sometidos a la Ley de Justicia y Paz del año (2001) la ‘resistencia civil’ le cedió el paso al reclamo como 2006 habían confesado 2. Sobre todo. mariposas. continuó el periódico.000 personas. de nuevo 2007 “Por el cual se dictan medidas de protección a las víctimas el profesor Moncayo. Esta acción pretendió movilizaciones: en vez de marchas masivas surgieron marchistas apoyar la discusión en el Senado sobre el proyecto de ley 157 de individuales: un niño de doce años y una mujer mayor. “[…] le decimos a Colombia que nuestros la heterogeneidad social de quienes participaron en términos territorios están cansados de recibir tanta sangre injustamente de sector de ingresos.700 crímenes y dado información sobre víctimas de la ‘violencia’. Globos. no todo es propicio. contra del secuestro de dirigentes y frente a intentos de toma de noviembre 9 de 2008.000 crímenes. ‘víctima’ como expresión simbólica de experiencias de violencia las posibilidades de repetición de actos de violencia y de que y de reclamo por verdad. como lo registra Ricardo Peñaranda (2004). primera página). que nos maten hablando”. secuestrados y desaparecidos. entre las 6 de la tarde y las 10 de la noche matan callados. de aquella acción decidida contra una columna de las FARC Cantos. desplazamientos le han significado a miles de colombianos estas décadas de forzosos. tienen que se hizo cada vez más evidente en relación con la Ley de la terca persistencia de quien se reconoce como sobreviviente de Víctimas. sitio de habitación o derramada […]” (1-2). muchas y que. justicia y reparación.1-5). Este desde hace diez años (El Tiempo. Peñaranda lista “¿Llegó. desfilaron más de sesenta personas invitadas a la sesión especial del Senado de la República con ocasión del “Día de solidaridad del En el año 2009 presenciamos una novedad en las Senado de la República con las víctimas”. muchas batallas: pese a más de cien muertes en esta década. y banderas. La hasta Bogotá. 8. que incluyó un Quienes asistimos a las marchas fuimos sorprendidos por pronunciamiento.

improvisaciones. abril 19. con física. debaten la muchos hayan sido mujeres porque son las sobrevivientes y que movilización cívica en Colombia. El 2008) se encontró que el interés principal de las víctimas está día de la sesión testimonial el recinto del Senado no estaba en la reparación material. lo que tenían en común Yolanda Izquierdo. por la prestación de servicios públicos. en buena medida organizadas. verdad en público y la mayoría estaría satisfecha con acceder a estuvieron ausentes y otros repetían su habitual movimiento por la política social existente. como permiten observar que nos encontramos frente a una expresión consecuencia de acciones u omisiones que constituyan social altamente sensible a la violencia ejercida por los distintos una violación manifiesta de las normas internacionales actores armados” (DATAPAZ 2009. escuchó sesenta y tantas veces. “Nosotros las víctimas” se social del término por muchos de quienes han sufrido violencias. con la acción pública. Empero. vivos y activos en la sociedad colombiana quienes han participado es que reclamaban reparación y verdad en los procesos que les o alentado la confrontación. Es bien posible que el término de el rapto de una joven. 1-21) que los hayan asesinado en impunidad. Según esta información participaron variadas derechos internacional humanitario” (Artículo 8 del regiones y sectores sociales entorno a la violación de derechos proyecto de Ley de Víctimas). Ni al variado espectro de quienes participan del auspiciada desde el gobierno. fueron desgranando individuales. De esto Sudarsky concluye que Pero las muertes y amenazas no han acallado a las víctimas hay una desmovilización cívica en Colombia. la deficiente 2008. contra la violencia y en pro de la paz. increparon a las apropiación social. (Ley 975 de 2005) y en ese sentido todavía esté en proceso de discursos elaborados. mujeres este abordaje es que silencia la acción pública y organizativa de de Casanare. Muchos senadores. con una característica peculiar: permite aunar la experiencia Los testimonios dejaron inconmovible al Gobierno y su de sufrimiento que es subjetiva. pero terminó “hundido” este mismo año por el gobierno. pérdida financiera. humanos. treinta noticias y comentarios en El Tiempo entre el inicio y hasta que con su testimonio público contribuyen a conformar una mayo del 2009. ¿HAY PROGRESO EN COLOMBIA? LA “VÍCTIMA” 12 Y LA CONSTRUCCIÓN DE COMUNIDADES EMOCIONALES Proyecto de Ley tomó como definición de “víctima” la que este parámetro como la unidad de medida para la participación establece el Derecho Internacional Humanitario: cívica. privada. otras fuentes lo contradicen. Evidencia los intereses encontrados. El problema de el recinto o cuchicheaban con el vecino. ¿matarían sólo entre políticos. participación activa de la ciudadanía en organizaciones seculares en el período entre 1997 y 2005. conservar el provecho obtenido. la desaparición de un hijo. Sudarsky emplea sistemas de se hayan distribuido menos del 5% de las tierras en manos de los medición del capital social. sostenido por un grupo del partido Liberal. en particular. como John Sudarsky (2009). “queremos saber la verdad y por Tampoco que se ha convertido en emblema de reivindicación eso contamos nuestra verdad a todos”. El Aquellas personas que individual o colectivamente seguimiento minucioso de DATAPAZ del CINEP (2009) sobre hayan sufrido daños tales como lesiones transitorias o la protesta social por la paz entre los años 1990 al 2008. en especial los “oficialistas”10. resignados con el mínimo. sufrimiento emocional. véase también Sarmiento de derechos humanos o una violación grave del Santander 2005). 2009. muestra permanentes que ocasiones algún tipo de discapacidad una conclusión contraria: una movilización social amplia. Pero es imposible desconocer la apropiación autoridades. no se fue a pique y ‘víctimas’ representó el 8% de los actores que se movilizaron apenas sobreagua. medrosos y su vivencia. lloraron. organizaciones locales. la Fiscalía General de la Nación y otros organismos (Rettberg de nuevo con el apoyo de la Fundación Víctimas Visibles. que Algunos analistas. refranes. Usaron poemas. 12. La ley misma puede verse como la expresión a los dirigentes? normativa de un proceso paulatino de generalización social del En los tres años pasados y hasta febrero del año 2009. No obstante. siguen a poderosos jefes “paramilitares” y exigen los bienes y principalmente los de los victimarios por encubrir los sucesos y la información que escondieron ante la Ley de Justicia y Paz. “Una vergüenza nacional”. 12). ¿Si fueran tan pasivas y anodinas. Tiempo. (DATAPAZ 2009. el abandono forzado de sus bienes. contra políticas públicas consideradas El proyecto fue aprobado en la Cámara de Representantes el lesivas y la carencia de vivienda y vías adecuadas. relataron una muerte cruel de un padre. la ley no se limitó a un debate conciencia colectiva. de Antioquia. sin ser priorizadas. un secuestro de ‘víctima’ sólo adquiera estatuto a raíz de la Ley de Justicia y Paz años y años. escribió Enrique Santos (El Tiempo. Benigno Gil. cosa bien discutible. un ascenso constante entre 1995 y 1999 y “un comportamiento pérdida de la libertad. que algunas no quieren que se sepa la colmado. Casas-Casas y Herrera (documento en senado permitió que miles de televidentes pudieran escuchar el elaboración) aducen que en una encuesta realizada a víctimas por testimonio personal de un variado grupo de víctimas invitadas. que puede cimentar una conciencia moral sobre el asesinado a 20 líderes de organizaciones de víctimas. Uno a uno. la disminución de la usurpadores. Es por supuesto una vergüenza. El día (mayo del 2009) auspiciado por los liberales en el Otros estudiosos. “Las menores. gestión de autoridades locales y la corrupción. Según El uso de la violencia en aras de la “política”. en donde aparecen como apocados. Pero en cambio su transmisión en La categoría de ‘víctima’ abriga la participación de cientos de televisión llegó hasta un público vasto. La protesta de las arguyendo que era “impagable”. congresos. un joven que muchos de estos sujetos y los reduce a las variadas opiniones perdió su pierna por una mina antipersona. Ana Isabel Gómez y los otros asesinados. Aparte de que habría que aceptar proceso de visibilización que se mueve entre la Fundación . habían daño causado. Gracias a esto. lloraron mucho. reclutamiento forzado de oscilante pero de elevado rango entre los años 2004 y 2008”. También salieron más de personas en movilizaciones. desplazamiento forzado estadísticas del período 1990-2008 en DATAPAZ del CINEP o menoscabo de sus derechos fundamentales. una Embera-Katía. Jaime Antonio La oposición a Ley de Víctimas también muestra que están Gaviria. base de apoyo en el Congreso. psíquica o sensorial.

Me parece que logra esa fusión de la sociedad civil tendencias y énfasis en torno a un mismo tema: ¿Qué rostro porque la categoría de ‘víctima’ es un mediador simbólico entre tienen las víctimas. hasta la palabra” a su modo. No adquirimos el hace parte de un supuesto mayor según el cual la autoridad no es vocabulario emocional por la consulta del diccionario. matizan o cuestionan. el Comité de Familiares de Víctimas muestra en un reciente artículo suyo que el profesor Moncayo de la Violencia de Córdoba. lo sabemos. esta creencia o supuesto cultural nos lleva a negar (2009). Bien lo dice David Le Breton Pues bien. tienen en común el referirse una y otra personales. tanto como para expresar el infortunio de las personas o el de las relaciones de los círculos de expertos. psicológica. Lo peculiar e ¿Tendremos. el Cabildo Nasa Kitek Kiwe y el obtiene con sus caminatas por el país una convocatoria novedosa CRIC12 en el Cauca o la organización de Iván Cepeda contra de “solidaridad” con los secuestrados y que logra fusionar en ese los crímenes de Estado en Bogotá. emociones son culturales e históricas. como es el caso Su apropiación ha tomado la forma del testimonio personal en de la Ley de Víctimas. En ese caso decimos que produce “lástima”. que por su debilidad. Como suele vehículo para las relaciones sociales y también un juicio sobre suceder con las creencias. hacen un despliegue público. pues parte de un repertorio compartido o lente mediante la cual Así. que ocurre confirma la creencia. reparación? Es pues la ‘víctima’ interesante de esa mediación es que se hace a través de convocar como una categoría política. ‘La víctima’. hasta el punto es que del terror. justicia. Me parece que este proceso acto de solidaridad. Justamente la naturaleza emocional de la categoría de ‘víctima’ hace posible que divisiones ideológicas y sociológicas En contraste con el arraigo de la creencia sobre la pretendida puedan ser recogidas en un momento anti estructura (como diría inclinación colombiana a la violencia. político para afianzar la débil institucionalidad. La creencia de que somos un pueblo violento hace el mundo (Calhoun y Solomon 1996. En este contexto el discurso emocional es incluyente y no particularista. Quisiera radicalizar la propuesta de Agamben. una sociedad civil de los últimos años es la confluencia de muy variadas agendas. Puede callar y ensimismarse en el sufrimiento. Pero las ‘víctimas’ . Un antropólogo de lo llamados “clásicos” decía que de nuestras apreciaciones sobre la vida social y muchos de las categorías emocionales –él pensaba en la brujería entre los nuestros comportamientos y prácticas cotidianas se orientan por azande de Sudán (Evans-Pritchard [1937] 2005) – no sólo sirven este supuesto. y puede quedar atrapada y aislada en manos del dolor frente al impacto de la violencia de las dos últimas décadas. Este me parece un rasgo cultural. exponen a los ojos públicos su dolor afirmación y el vigor de la ‘víctima’ hacen parte de un proceso y lo recogen en la palabra ‘víctima’. “caminan Medellín e invocar la imagen de “Santa María de la Paz”. cuál es su voz? ¿Quién las atacó. Castilla del Pino 2003). el profesor Moncayo o el niño del 2009 a los Príncipes de Asturias al congreso de víctimas en Yohan Stiven Martínez. categoría permite expresar. el lenguaje emocional no es sólo “sentimiento”. En pocas palabras. se social progresivo en el sentido de la afirmación de la sociedad civil queja. Cada hecho de violencia humana. le abrió paso a un modelo de estado nacional centralista (Jimeno et al 1996. se desestiman o ignoran. y con vez a esa entraña malvada y atribuirla a las más variadas razones Robert Solomon sabemos que las emociones son juicios sobre y sinrazones. el testimonio personal tiene fuerza porque sino en el sentido de que hemos aprendido a reconocernos así. exista algo que podamos denominar “cultura de la violencia”. El sentimiento o la emoción tampoco son categorías “naturales” o respuestas instintivas. pero los que lo refuten. Es posible que obtener justicia. preguntan por lo que reparación13. continúa de fiar y es temible. sentimiento por medio de una sutil dialéctica. la noción de ‘víctima’ es Víctor Turner) y sobre todo. como discurso político ¿Cómo se produce esto? Giorgio Agamben (2002) ha He escrito varias veces. Carlo Tognato (Tognato en prensa) nos las Madres de la Candelaria. sino que es miramos el entorno y en ese sentido es “cultural”. las libertad y lo plasmaron en una normatividad. éstas se sostienen sobre una red de el mundo. por qué? la experiencia subjetiva y la generalización social. que los excavado en las profundidades del testimonio personal y cómo colombianos solemos pensar que nos caracteriza el ser un pueblo éste logra una verdad que no es la verdad jurídica. Las emociones son pues evaluaciones o juicios de evidencias y supuestos tácitos que las retroalimentan y las valor y en ese sentido son elementos esenciales de la inteligencia confirman como conocimiento dado. de una manera inédita en Colombia. e incluso público. la condición de víctima pasa por la recomposición del sujeto 1998). puede convertirse en instrumento producto de un proceso relativamente reciente en Colombia. Esta experimentado. Muchos discursos de la cotidianeidad. pero de la violento con una historia ininterrumpida de violencia. es político y Conclusiones: el lenguaje emocional no privado. en se ha vuelto una identidad negativa que tiene repercusiones sobre el sentido de afirmar que el proceso que permite sobrepasar la cultura política y por supuesto sobre la acción política (Jimeno. Jimeno 1998).ARTÍCULOS 13 Víctimas Visibles11 que emplea recursos como invitar en junio que hemos visto recientemente. fragmentada. sino que éste impregna las relaciones sociales y hace desde cuando los liberales radicales ayudaron a construir la idea eco en el niño que aprende su significado al verlas encarnadas en de que toda forma de autoridad era una forma de traición a la sus próximos (Le Breton 2009. una comunidad emocional y no por medio de la invocación a principios abstractos de derechos violentados. además. con terca insistencia. 172-173). Las personas hablan de lo que saben. al menos temporalmente. no en el sentido de que mediante la expresión manifiesta y compartida de su vivencia. Este supuesto tiene un largo arraigo. sufre. sostiene Martha Nussbaum (2008). Pero la quieren saber. Pero. sea elusivo en la actualidad colombiana. permite la identificación emocional. entre personas que lo damos por sentado sin ponerlo en cuestión y que muchas disímiles. sino que también envuelven juicios morales. Esta creencia un lenguaje que se inserta en las convenciones que modelan el sobre la violencia que nos acompañaría como sombra maligna. verdad. y sobre todo. tal vez Le Breton. las lágrimas no son un reflejo del dolor sino que revelan la posibilidad de progreso cívico en Colombia. Esta que emerge una luz de entendimiento sobre lo incomprensible autopercepción está fuertemente enraizada.

Piedad Córdoba Ruiz. 13 El coordinador de la Comisión Nacional de Reconciliación y Reparación. no apenas un sentimiento íntimo. Adujeron haberlo confundido con un guerrillero. Camilo Sánchez. que son políticas. permite comunidades morales (2005). sentimientos de dolor. El caso de la comunidad Kitek Kiwe que adelantamos en el Cauca con el apoyo de la Universidad Nacional de Colombia y MSD\USAID. Senadores de la República. Resulta significativo que quienes tomen la palabra sean sufrido y hace posible articular una narrativa en la cual ventilar principalmente mujeres y las acompañen minorías indígenas. Posee una alta expresividad que da lugar a En síntesis. Héctor Helí Rojas. Notas 1 Este texto contó con la ayuda de los antropólogos Ángela Castillo y Daniel Varela. 2007. se unen para actuar en torno a propósitos comunes. Yolanda Pinto. sino simpatía. Víctor Renán Barco. Jesús Ignacio García V. U en el año 2008. es una nos podemos identificar. sostenidas en la ética del reconocimiento que alimenta la acción Este proceso aún puede ser temporal o efímero si no se ancla en política. Alvaro Asthon. el mismo diario recordaba que el país tuvo en el 2008 tres marchas por día. 12 Consejo Regional Indígena del Cauca. Esto fue visto por las organizaciones de víctimas como una manera de acallar sus declaraciones. que incluyen no sólo las realizadas contra la violencia. no sólo información. 2 Consejo Regional Indígena del Cauca. 5 Hever Velosa. Es decisivo. y sólo en Bogotá acontecieron 424. las mujeres han tenido mayor en la posviolencia de los años cincuenta pasados. fue uno de los varios jefes de los “paramilitares” que fue enviado por el gobierno de Colombia a la justicia de E. libertad para expresar sus emociones y conocen bien el lenguaje sin embargo. he querido proponerles que las emociones son un comunidades emocionales. Las víctimas civiles del conflicto armado colombiano: hacia la búsqueda de la verdad. subjetividad colombiana y trasciendan la matriz cristiana del dolor? y hechos socioculturales (Jimeno 2008. La moral cristiana está íntimamente ligada sostienen sobre la también cultural dualidad entre emoción y a ciertas formas de apreciación y expresión del sentimiento de razón. juicios morales que instituyan una ética civil en la política compartido. Ismael. Carlos Pizarro. con el de sectores amplios de la sociedad colombiana. con el cual cerrar la brecha entre sujeto. 4 Edwin Legarda fue muerto en diciembre del 2008 en un retén militar. Guillermo Gaviria. informó a finales del 2009 sobre la reparación administrativa de diez mil personas en calidad de victimas de paramilitares. sino otras manifestaciones cívicas de protesta. la movilización de sus familiares desaparecidos o muertos. Luis Fernando Duque. Fue creado desde 1971 y es la organización regional étnica más consolidada en Colombia. como no lo hicimos Desde el punto de vista cultural. 6 En marzo del 2009. Más bien. que apunta a curar heridas que no aún no su generalización (Alexander. 11 Esta Fundación es vista con distancia por las organizaciones de la izquierda. Una versión preliminar fue presentada en el Seminario Odio y otras emociones en la política. habremos La categoría de ‘víctima’ me parece la expresión de una encontrado una forma de compartir y de actuar como sociedad en sociedad que se ha debatido en el silencio frente a la necesidad el marco de la civilidad. Algunos estudiosos de nuevas orientaciones en la Ahora ya no son más las pequeñas manifestaciones de investigación política (Wood en Goodwin et al 2001) señalan lo activistas de los derechos humanos ni de los familiares reunidos inadecuado de reducir la acción política a un tasado de costo. La noción de ‘víctima’ aspira a sintetizar la magnitud de organizaciones y en acciones civiles e institucionales. H. 2006) y obtiene la identificación sanan en la memoria colectiva. Ya no son cifras política proporciona. anónimas amontonadas en los archivos judiciales o citadas en los confianza e identificación emocional (306). 3 Palabra que usan los indígenas de varias regiones para referirse a conformar un grupo para emprender alguna tarea de interés común. Si este símbolo logra dos últimas décadas. con el sobrenombre de H. Escuela de Comunicación y Periodismo Universidad Sergio Arboleda. rabia y compasión. como diría Hannah Arendt al ser compartido. 81). que exista un vínculo que una las emociones con emocional. ¿Podremos construir todos el camino del testimonio personal como terreno común. este lenguaje que en su radical individualidad. 8 Juan Fernando Cristo. Carlos Julio González. Pero es un lo ocurrido y a convertirse en símbolo cultural de los sentimientos medio para explorar lo sufrido por sectores de la sociedad en las de dolor y rabia de miles de colombianos. público. . Bogotá: Fundación Víctimas Visibles. con un sentido público compartido. Ahora tienen voz y rostro con el que categoría de ‘víctima’. Bogotá. Esto ha sido fuente de juicios peyorativos. Mauricio Jaramillo. co investigadores del proyecto Ciudadanías en el límite. Hugo Serrano Gómez. Juan Manuel Galán. ellas han abierto para dolor y las ha modelado en nuestro entorno. Germán Aguirre. Pero en esta circunstancia del país. Luis Fernando Velasco. personas lenguaje político. 10 Participantes de la coalición que apoya al presidente Álvaro Uribe. en virtud del tratado existente para la extradición de criminales. de tarde en tarde en la Plaza de Bolívar con pancartas del rostro beneficio y probabilidades de éxito. 9 Véase Roldán. ¿HAY PROGRESO EN COLOMBIA? LA “VÍCTIMA” 14 Y LA CONSTRUCCIÓN DE COMUNIDADES EMOCIONALES los hechos de violencia desde la perspectiva de quienes la han de hablar. que se la acción política. Cecilia López Montaño. Fundación Visionarios y Universidad Nacional de Colombia. Mario Salomón Náder.. Es por esto que la documentos de los expertos. vale decir. junio 2009.. categoría de ética civil. 7 Término coloquial para referirse a los paramilitares.

($2($:D&E"%4($4%$2($A%14(4. Indigenism. Ángela y Varela.. Bruxaria.'+.$I++(&. Petrópolis: Editora Vozes. Bogotá: Editorial Universidad Nacional.+*2*67($82*&-8+(. N. Jimeno. Andrés y Herrera. Elizabeth. In Alexander. 2009. Jelin. En Ortega. documento en proceso.$/%+0"1(&$+23&. Symbolic Action. Boulder: Paradigm Publishers.+(&$4%$5&.int/library/documents/2005. “Solidarizing with Kidnap Victims” In Alexander Jeffrey and Ron Eyerman.2%4. Bogotá: Fundación Víctimas Visibles. Texto de ponencia en XVI Congreso de Colombianistas. Teoría de los sentimientos.)!=>5!?4>!@AAB>!C1.(R+. Las sombras arbitrarias. Ismael. Barcelona. Martha C.A. N. Myriam. México: Fondo de Cultura Económica Casas–Casas.+0*$(1)(4*$+*2*):. Valencia: Pre-Textos. Escuela de Comunicación y Periodismo. David. enero-febrero.&.0. En prensa. E. Madison: The University of Wisconsin Press.1998. 1996. [1937] 2005. Edward.(! Francesca Polletta.) ¿Justicia transicional sin transición?: verdad. A los siete años de la masacre del Naya. (coordinadores) 9"%&01($6"%11($&. Ismael.'6$G'0C1*5*2*6H. Los trabajos de la memoria.cinep. Carlos. /(&$A7+0. 267-281. CINEP.4+$#&!1)F)$'+. Passionate Politics. 2009. Myriam. Alcida. 9'. and Ritual. Le Breton.4!E+2'. Cambridge: Cambridge University Press. Cultural Pragamatics..>!@AAB>!COG)!MI.'$'*):1%. 2007.4Q!).$0!+. Alexander. Bogotá: De Justicia.K!3. Jimeno.f. Castilla del Pino. 176-192. Hannah. Nussbaum. Ospina.#$+. subjetividad y experiencias de violencia”. 261-291. Social Performance.2%&$4%2$+*'>. 32-46.reliefweb. Robert..*'%&$4%2$+*'>.. Datapaz. Jimeno. 2003. -----. Jeffrey. Castillo. Datapaz. David et al.$+#!-. ¿Lo que quieren las víctimas? Paradojas y retos de la tensión entre el ser y el deber ser en el proceso de reparación en Colombia. Jason.5!?)KK5!?#I)2!?#2L)42!#. Germán. “Identidad y experiencias cotidianas de violencia”. 29-30. Emotions and Social Movements.. Ramos. 2006.+0*$%'$?*2*):. 1998. 2008. Ethnic Politics in Brazil.)6'2!.+8)42+(#(! Javeriana. Informe sobre América Latina. Wills.. 2002. Uprimmy.K! Progress”. agosto de 2009. Banco de Datos de Acciones Colectivas por La Paz. Bogotá: Universidad Nacional de Colombia.org.. Myriam. Roldán. www. Jeffrey. El archivo y el testigo.#&!P). Bernhard and Mast.$<1('&=*1)(+. En Gutiérrez.')4. Sarmiento Santander. Sudarsky John. agentes de dignidad. Roldán. 2008..#&)25!-. justicia y reparación para Colombia. Rodrigo y Saffon. 2009. 545-567.$:+.'G4. Arendt. Antropologia das emocoes. www. Tognato.!<.4. Universidad Sergio Arboleda.'+6$+#!7. Rio de Janeiro: Jorge Zahar Editor.ARTÍCULOS 15 Obras citadas Agamben.!'G)!HIJ+8#&). 1996. ¿!"#$%&$"'($%)*+.('*B$C(+. La promesa de la política. 2004. 2006. F. Carlo. Francisco (ed. Acciones colectivas por la paz en Colombia.*'&.).. Charlotteville. S.0!'. M. Buenos Aires: Paidós. “La ley de justicia y paz: ¿una garantía de justicia y paz y de no repetición de atrocidades? “ En Rodrigo Uprimmy (Ed. Veena Das: Sujetos del dolor. Giorgio.)(&$+.K!H. “Resistencia civil y tradiciones de resistencia en el suroccidente colombiano”. Peñaranda. Ricardo. Universidad Javeriana.co/node/92. 2008. In F%2.2005. Buenos Aires: Paidós.%22)#%!1)(%D5!.(@$ Bogotá: Grupo Editorial Norma. Madison: The University of Wisconsin Press. Violencia y autoridad en Colombia.!M&!9#&8#(.. “Lenguaje. 1997-2005. “Cultural Pragmatics: Social Performance Between Ritual and Strategy”. Chicago: Chicago University Press. Barcelona: Tusquets Editores. 2002..L. Cheshire y Solomon. =. Fernando. International Crisis Group. Corregir el curso: las víctimas y la Ley de Justicia y Paz en Colombia. As Paixoes Ordinárias. Madrid: Siglo XXI Editores.*'(2$J&&(H&$('4$K%>%+0.). G. Oráculos e Magia entre os Azande. María Paula.5!<). 29-90. Lo que queda de Auschwitz.2!. Reporte enero a marzo de 2005. y Sánchez. En Revista Análisis Político. Giesen. La perspectiva de las víctimas.!"#$%&'#(!()!*+).&/'+$#!0!1)&#$+. Paisajes del pensamiento. Barcelona. 263-280.)2!3. Artículo en revisión en: Anuario Antropológico.).-'. Bogotá. Acontabilidad y Representación: La evolución de la relación entre Estado y Sociedad desde la perspectiva de la medición del capital social de Colombia con el Barómetro del Capital Social (Barcas).(5!M&+N#J)'G!?)#. Daniel.$)!. E.!'G)!3()#!. 2009. Calhoun. La inteligencia de las emociones. Evans-Pritchard. 33. .

Intereses relacionados