Está en la página 1de 5
Corre suena PRIMERA SALA PENAL TRANSITORIA bevusniaa RN, 11°2839-2016 ELA REPUBLICA tuna norTe lementos de prueba suficientes para fondena, leitud de comunicaion elena quantum de pes Samia. Exsen medice de prueba, pias, herent, lcs, conconantes ene at 9 suficientes, que" justifcan le sentoeia ondenstoria. 2. No es del cso isi en It li de la comuniacinteltnen, ya gue instncia de auorded, “mediante ecu Suprema fue declare’ prueba valdh 3. El Fiscal soticis ia pena cur as de pivacin 4 itera peo el Tribunal smpuso an pent mayor de cinco ates deprivacin de lirad. En Su fundamento rspetivo Ia sala desrolé It argunenacin expetfcn. El tical dl COsigo 4e Procodimionas Pensies exige, al ape, ‘una mtivacinerpesil, qu es fo que camps. Tribunal Superior. La condcin de rbogdo fet mputado hace mas grave la ened dst Injusto™ penal, No consi, por tal ant lneracién dl pnepio seanterio repeal limite cuanto de a respueta peal ‘Lima, veintiocho de marzo de dos mil diecisiete, VISTOS: el recurso de aulidad interpuesto por el encausado DANNY GABRIEL ATENCIO GONZALES contra la xentencia de fojas mil seteientos veintistis, de trece de setiembre de dos mil Jiecisis, que to condend como autor del delito de tréfico de influensias en ‘agravio del Estado y de Fernando Vilchez. Vileapoma a cinco afios de pent privativa de libertad y al pago de cinco mil soles por concepto de repiracién civil con lo demas que al respecto contiene. Interviene como ponente el seor SAN MARTIN CASTRO. FUNDAMENTOS PRIMERO. Que el encausado Atencio Gonzales en su recurso formelizado de fojas mil setecientos cuarenta y ocho, de veinttrés de setiembre de dos mil decisis, insta la absolucién de los cargos. Alega que el coimputade Doig Sinehez se aprovech6 de lo que indicé para inducit a los agraviados a centregar dos mil quinientos délares, con quien ademds no planifies chtener bbeneficio econdmico alguno; que las conversaciones fueron grabadis por presiéa de la OCMA y fue el representante de ese érgano quien ditigié esa onversacin; que cuaro testigos declararon que &! no les piis-dinem para Sa cee ae eee interceder ante un Vocal Superior; que en la transcripeién del audio no intervino él ni su defensor; que solo dijo que conocta @ un Voeal Superior que conocia el caso, pero no se offecié a interceder ante él; que la Sala impuso luna pena y reparacion civil superior a la prevista por el Ministerio Pic. \ SrcuNDO. Que la sentencia de instancia declar6 probado lo siguiente: ‘A. El acusado Atencio Gonzéles se concerté con Victor Manvl Doig ‘Siinchez, pare influir ante los jueces superior de la Primera Sala Civil de Ia Conte Superior de Lima Norte para conseguir una decision ) favorable para la Cooperativa de Vivienda “Hijos de la Asociacién \ Santa Cruz”, en el proceso judicial sobre teceria de propiedad seguida contra la promotora de vivienda “El Progreso”, causa nimero dos mil ciento cinco de dos mil siete. BI citado imputado Atencio Gonzales cexpresé ante los directives de la mencionada Cooperativa tenet influencias en uno de los Jueces Superiores de la Primera Sela Civil para favorecerlos, B. BE siete de abril de dos mil nueve, en horas de Ia mahana, se reunieron ‘en un cafetn del edifcio San Lézaro,invitados por los representantes de la Cooperativa Vilehez. Vileapoma, Carrasco Rupay y Cotos Chauea, los encausados Atencio Gonzéles y Doig Séinchez, En esa ‘ocasion Atencio Gonziles insistié en sus influencias con un Vocal Superior y que le abordaria para ineresarse en el caso. C.El veintisiete de abril de dos mil nueve el letrado Doig Sinther se comunieé telefinicamente con Vilehez Vileapoma y le anuncié que el caso se habia complicado y que debie pagar la suma de cos mill quinientos délares al Juez Superior, y que quien entregaria el dinero setia su amigo Atencio Gonzales, D. EI veintinueve de abril de dos mil nueve los directives de Ia | Cooperativa denunciaron el hecho ante Ia OCMA, que organizé una ‘operacién de intervencién con asistencia de Ia Fiscalia y de efectivos policales. Previamente, se hizo que el denunciante Vilehez Vileapoma tenga una conversacién teleféniea con Atencio Gonzales, convessacién que acredit6 ese trfico de influencias simulado, E. El dia teinta de abril de dos mil nueve, en horas de la mafana, el agraviado Vilchez. Vileapoma entreg6 el dinero exigida al abogado Doig Sénchez en Ia Agencia del Banco de Crédito de Mega Plaza, ‘ocasin en que este dltimo fue intervenido y se le incaut6 el dinero. ‘TeRCERO. Que el encausado Doig Sincher en el acto de intervencidn policial en flagrancia reconocid que el dinero incautado se destinaria aun Vocal de la Primera Sala Civil de Lima Nort, aunque luego neg esos hechos, pee alo Ge #) OC conte supnema PRIMERA SALA PENAL TRONSITORA DELA REPUBLICA RN N* 2838-2026/LNA NORTE cual se sometié a la conformidad procesal (Parte de denuncia directa nimero ciento cincuenta y nueve de fojas uno, denuncia verbal ante Ia OCMA de fojas diecisis, acta de intervencion de fojas treinta y cinco, acta de registro personal de fojas treinta y ocho, fotografias de fojas doscientos ochenta a ‘wescientos seis, acta de visualizacion de foja trescientos siete, y acta de fojas cuatrocientos ochenta y uno}. Como testi impropio narxé que se afm el ago a un Vocal porque no les pagaban sus honorarios profesionales a tiempo, ero que tomé el nombre de Atencio Gonzales sin su conocimiento [declaracién plenarial de fojas mil seiscientos setentay dos}, declaracién que ‘sin embargo no se condice con la aceptacién de cargos cuando fue sometido a juicio oral CUARTO. Que si bien el imputado Atencio Gonzales no acepta que pidié dinero, sobre la base de que conocia a un Vocal de la Sala Civil [fas ciento noventa y seis, quinientos treinta y ocho, mil ciento treinta y uno y mil seiscientos cuarenta y cuatro), es relevante, primero, la declaraciin del agraviado Vilchez Vileapoma [fojas quinientos sesenta y dos, seistientos Jcincuenta y seis y mil seiscientas sesenta y ocho] que claramente dice lo lcontrario: Doig Sénchez lo llamé para pediele dos mil quinientos délares para nar el proceso, que en via referencial confirman Coto Chauea [fos ciento hoventa, siscientos cineventa y cuatro y mil seiscientos eineuenta y tes] y ‘arrasco Rupay [fojas ciento ochenta y seis, seiscientos sesenta y mil seiscientos cincuenta y siete; y, segundo, la wanseripcién del audio de fojas setecientos cincuenta y nueve y sefecientos sesenta y uno, que da cuenta de ‘una conversacién telefonica entre Atencio Gonzales con el agraviado Vilehez Vileapoma, en el que és raifica el pago de dos mil quinientos délates para tm Vocal a fin de que los favorezca en el juicio ~en esa diligencia de twanscripcién participaron el juez, el fiscal’ y Ia abogada de Atencio Gonzales-. Estos medios de prueba, plurales, colerentes, licitos, concordantes ene sty suficientes, justfican la sentencia condensto Quinto. Que no es del caso insistir en Ia licitud de la comunicacién telefénica entre Atencio Gonzales y Vilchez Vileapoma, a instancia de Ia autoridad, pues asi lo dectaré la Ejecutoria Suprema de fojas mil seiscientos vveintidés, de_veintistis de abril de dos mil dieistis, Primero, no se taté de ‘una interceptacién telefénica ~prohibida sin orden judicial-, pues no se cefectué de espaldas alos dos interlocutores ~se coordiné con el denunciante, quien acept6 efectuar y grabar la conversacién telefiniea. Segundo, el ppedido de la autoridad para la realizacion de esa conversacién no vulKera la ‘léusula de no incriminacién el imputado decidié, sin presién alguna, DELAREPCoUCA RIN N* 2538-2016/LIMA NORTE @ PRIMERA SALA PENAL TRARSITORIA cconversar con el agraviado y ratificar Jo que Ie habia indicade a su coencausado Doig Sanchez pues este derecho guarda relacién con las declaraciones prestadas ante Ia policia, la fiscalia 0 los jueces (STSE 283.1998), ni, por consiguiente, es ilfcita -cuando una persona emite ‘oluntariamente sus opiniones secretas a un contertulo sabe de antemano que se despoje de sus intimidades y se las transmite, més o menos confiadamente ‘los que escuchan, los cuales, podrn usar su contenido sin incursr en ningin reproche juridico (STSE de 1.3.1996)-. Incluso no se trata de un delito pprovocado “Ia idea criminal y los pasos refetidos ala exigencia de dinero ya se habian desarrollado cuando se efectus la amada telefonica, que sol tenia un carieter ratificatorio de lo denunciado-. SEXTO. Que, de otto lado, el Fiscal solcit6 la pena cuatro alos de privacién de libertad -el minimo legal, pero e! Tribunal impuso una pena mayor: cinco ‘alos de privacién de libertad. En el décimo segundo fundamento jartico desarroll6 la argumentacién especifica, El articulo 285-A del Cédigo de Procedimientos Penales exige, al respecto, una motivacién especial, que es lo que cumplié el Tribunal Superior. La condieién de abogado del’ imputado hace més grave la entidad del injusto penal. No consta, por tant, una jwulneracién del principio acusatorio respecto al limite cuantitativo de la |espuesta pena. ‘SEPTIMO. Que dlistinto es el caso respecto de Ia reparacién civil. Como se trata del objeto civil del proceso penal, esti sometida al principio dispositive desde una perspectiva estrieta. Como el Fiscal solicté como reparacién civil ddos mil soles [acusacin oral de fojas mil seiscientos ochenta y ocho]. no es pposible que el Tribunal imponga una reparacién mayor, de cinco mil soles Debe reformarse ese punto al solictado por el Ministerio Public, ‘OCTAVO. Que, finalmente, llama la atencién que fa Fisealiay el Tribunal no ‘eurmplieran con lo dispuesto por el articulo 426 del Cédigo Penal. No se solicité ni impuso la pena de inhabilitacién. Sin embargo, en esta sede no es posible integrar la sentenca de instancia e imponer esa pena por prohitirio el Principio acusatorio y porque, ademés, el recurso proviene del imoutado (Gnterdieci6n dela reforma en peor). DECISION Por estas razones, de conformidad en parte con el dictamen del seior Fiscal ‘Supremo en lo Penal I. Declararon NO HABER NULIDAD en la sentencia de fojas mil setecientos veintsts, de trece de setiembre de dos mil decisis, |e aw ae haranone ra ia gee oe aca eo cece te ea ae ‘ip nce pet et, Desor TABER ULEAD np ce lc el cree prec tril: FUATON rio de sn HABER ULIDAD ora “abunal Superior para qu e nian ergo jusictona compte | =—rti“( Or ‘cast saber als pats procesales pesonadssen esta sole suprema Ee SAN MARTIN CASTRO_ Tye PRADO SALDARRIAGA, aN PRINCIPE TRUNLLO 4) { i Eine