Está en la página 1de 4

Tecnología y Administración de la Construcción

El estudio de la construcción como una disciplina se puede dividir en dos grandes áreas, que
aparentemente pudieran parecer disímiles:

1. Tecnología de la construcción: Como su nombre lo implica, esta rama del quehacer de la


industria se refiere a los métodos y técnicas usados para colocar de manera física los
materiales y elementos en el sitio de la obra. La palabra tecnología se puede dividir en dos
partes: técnica, de “tecno” y lógica. Lógica involucra el concepto de secuencia o
procedimiento. Es decir, lógica implica el orden de las cosas – alguna cosa se realiza primero,
otra segundo y así hasta que se obtiene un resultado. Al agregar técnica a esto nos está
dando la idea de que tecnología tiene que ver con la secuencia técnica en la que algo se
realiza para producir un resultado final. Sintetizando, podríamos decir que tecnología se
puede subdividir en: (1) la técnica constructiva y (2) la lógica de secuencia de actividades.

Una vez que un proyecto ha sido definido, una de las preguntas más críticas que se le
presenta al responsable de la construcción es: ¿cuál técnica o método de construcción
debería ser seleccionado? Existe una gran diversidad de métodos para ejecutar una obra, y
surgen nuevos gracias a la investigación que se realiza en este campo. Así, es posible
mencionar tecnologías para: colocar concreto, colocar bloques de concreto, colocar tabiques,
colocar fachadas prefabricadas, etc. El responsable de la construcción tendrá que analizar y
evaluar las ventajas y desventajas de cada técnica o método de pretenda utilizar.

2. Administración de la construcción: En contraste con la tecnología de la construcción, la


administración se refiere más bien a la administración de los recursos que el constructor
dispone y cómo puede aplicarlos de la mejor manera. Así pues cuando se habla de los
recursos que se administran en la construcción tenemos que hacer mención de estos cuatro:
(1) Mano de Obra, (2) Maquinaria, (3) Materiales y (4) Dinero. Administración implica la
aplicación oportuna y eficiente de estos cuatro recursos en la construcción de un proyecto.
Muchos puntos deben ser tomados en cuenta cuando se administra un proyecto, sobre todo si
se pretende aplicar con éxito esos cuatro recursos. Algunos son técnicos, como lo son la
selección de la cimbra para una losa, el considerar las capacidades de los diversos equipos,
etc. Muchos otros puntos son de naturaleza más cualitativa y se relacionan con aspectos
como la motivación de los trabajadores, la armonía entre ellos en la obra, la forma de
contratación de obra y la de la mano de obra, aspectos legales, seguridad en el trabajo,
calidad del producto entregado por los subcontratistas, etc.

Formato del proyecto

En contraste con otras industrias de manufactura que fabrican un gran número de unidades,
prácticamente iguales, la industria de la construcción se enfoca en la ejecución de un producto final
único. Es decir, el producto de la construcción es una obra que generalmente es única en su diseño y
método de ejecución; es un ítem “unitario”, muy particular en términos de funcionalidad, apariencia y
ubicación. Aún en el caso de proyectos “repetitivos”, como los restaurantes de una franquicia, el sitio
de fabricación no es el mismo cada vez que se requiere construir y esto conlleva al establecimiento de
una logística diferente para cada proyecto.

La producción en serie o masiva y la producción por lotes no son características de la industria de la


construcción. Y puesto que esta industria está orientada hacia la producción de ítems unitarios o
“únicos”, el formato de ejecución de estos ítems es denominado el “formato de proyectos”. Tanto el
diseño como la construcción de una obra son realizados en el esquema de los proyectos. Es decir,
cuando hablamos de un proyecto estamos implicando la realización de una obra única de
construcción. La administración de la construcción se enfoca a la planeación y control de los recursos
dentro del marco de un proyecto. En contraste, otros sectores de manufactura se interesan más por la
aplicación de los recursos a lo largo de la vida de los procesos de producción masiva. En la figura 1 se
muestra un comparativo entre volumen y el tamaño de los lotes de producción.

Introducción a la Construcción J. Baeza P. y J. Loría A.- Agosto 2004 1


alto
Sistemas
masivos de
Producción

Tamaño del lote


Sistema de
medio Lotificación

Proyectos

bajo
bajo medio alto

Volumen de producción

Fig. 1.- Tamaño de lote vs. Volumen de producción

Participantes en un proyecto

La literatura (Barry y Paulson, Halpin y Woodhead, etc.) muestra claramente que los participantes
fundamentales en un proyecto de construcción son básicamente tres: (1) el Dueño, (2) el Diseñador y
(3) el Contratista. Existen ligeras variaciones según el tipo de proyecto, pero estos participantes son
particularmente los más relevantes. La figura 2 muestra cómo es la relación entre estas entidades.

Dueño

Constructor Diseñador

Fig. 2.- Relación entre los participantes en un proyecto de construcción

Esta relación tripartita puede ser adicionada con otras entidades tales como: subcontratistas,
proveedores de materiales y equipo, agencias reguladoras o normativas, la sociedad en general y
demás elementos que se requieran para completar el proyecto. Por otra parte, las condiciones y
manera de interactuar entre estas tres entidades están definidas por medio de un contrato.

Introducción a la Construcción J. Baeza P. y J. Loría A.- Agosto 2004 2


Ingredientes en el marco de la administración de proyectos

Según Stuckenbruck (1985), los ingredientes básicos para una administración de proyectos se pueden
representar mediante el esquema presentado en la figura 3. Es indispensable un conocimiento general
del trabajo práctico de administración y familiaridad con los respectivos dominios de conocimiento que
confluyen en el proyecto. Disciplinas de apoyo tales como ciencias de la computación y teoría de
decisiones pueden jugar un rol importante. De hecho, las prácticas modernas y varios campos del
conocimiento han absorbido diversas técnicas y herramientas que alguna vez fueron identificadas
como disciplinas de apoyo. Tómese por ejemplo el caso de las ciencias de la computación. Los
sistemas de información y de decisión basados en la computadora ya son parte integral de la gerencia
de proyectos, y día a día surgen nuevos sistemas, ya sea desarrollados por grandes empresas o
nuevos que se desarrollan para las pequeñas y medianas empresas, siendo éstos implementados por
los mismos ingenieros o por gente de otras disciplinas. De manera similar, muchas técnicas de
investigación tales como la programación dinámica y el análisis de redes se utilizan de manera
bastante extendida. Así pues dicha figura sólo representa las fuentes de donde provienen los
diferentes conocimientos, sin llegar a ser específico.

Gerencia
General

Administración
de Proyectos

Dominios de
Disciplinas
Conocimiento
de Apoyo
Especializado

Fig. 3.- La administración de los proyectos de construcción

Administración de proyectos

El trabajo de un administrador, o gerente, de un proyecto de construcción es aplicar de manera


eficiente y económicamente los recursos requeridos para lograr una obra de calidad aceptable, dentro
de las especificaciones del proyecto, a tiempo y dentro de los límites del presupuesto. Para ello, a
dicho gerente se le proporcionan los recursos necesarios (mano de obra, maquinaria, materiales y
dinero) y se espera que entregue una obra con las características que se le hallan impuesto.

La misión de la construcción está limitada en términos de la cantidad de dinero y tiempo disponibles


para terminar un proyecto. Por lo tanto, el reto al que se enfrenta un gerente de construcción es el de
aplicar los recursos a su cargo dentro de los parámetros de costo, tiempo y calidad preestablecidos.

El gerente debe ser lo suficientemente habilidoso para innovar en la utilización de recursos. Esto a
veces lo lleva a ser comparado con un dirigente militar, o como un atleta de decatlón. Se requieren
habilidades en diferentes áreas, si acaso éstas son requeridas. Ser habilidoso en las áreas técnicas y
no tener capacidad en manejo de personal podría no conducir al éxito en la construcción de un
proyecto. Se requiere de fortaleza en el desempeño de todas las áreas que se abarcan en el proyecto.

Introducción a la Construcción J. Baeza P. y J. Loría A.- Agosto 2004 3


Desarrollo de un proyecto

Los proyectos de construcción se desarrollan de una manera que claramente es secuencial o lineal.
Los pasos de tal desarrollo generalmente son los siguientes:

1. Identificación de la necesidad de una obra por parte del dueño.


2. Estudio de factibilidad y proyección de costos iniciales.
3. Decisión de proseguir con el diseño conceptual, se contrata a un diseñador profesional.
4. Desarrollo del diseño conceptual y del alcance del trabajo para tener un estimado de costos
aproximado.
5. Decisión de proseguir con el desarrollo de los documentos que conforman el diseño final, los
cuales definen completamente el proyecto para los propósitos de la etapa de construcción.
6. Basándose en los documentos del diseño final, el proyecto es ofertado para recibir propuestas
económicas para ejecutar los trabajos de construcción.
7. Basándose en las propuestas recibidas, se selecciona un constructor y se le notifica para
proceder a realizar la obra. La propuesta y la aceptación de la propuesta por parte del dueño
constituyen el establecimiento de un contrato de trabajo.
8. Inicio de los trabajos de construcción. Se concluye la obra y ésta queda disponible para su
recepción y ocupación o utilización.
9. En proyectos complejos, se establece un “periodo de pruebas” para determinar si la obra
funciona tal como se diseñó y planeó. Este periodo es típico de los proyectos industriales y se
le conoce como “arranque del proyecto”.
10. La obra se opera y se le da mantenimiento durante el periodo especificado de vida en servicio.
11. La obra se demuele o desmantela o, si es pertinente, se le da mantenimiento de por vida.

En la figura 4 se presenta el diagrama conceptual de la secuencia lineal del ciclo de vida del proyecto.
El diagrama muestra la secuencia general de los eventos y debe ser modificado, caso por caso, en
función del tipo de proyecto de que se trate y tomando en cuenta sus aspectos particulares.

Proceso de Proceso de Proceso de


Proceso de Proceso de Proceso de
Necesidad formulación del ingeniería y administración
planeación construcción disposición final
proyecto diseño del uso
Requerimientos Factibilidad y Ingeniería y Ingeniería de Uso y Demolición o
del usuario alcance del diseño del campo y administración reutilización de la
proyecto proyecto construcción de la obra obra

Identificación de Formulación Definición del Descripción Terminación de Cumplimiento de


la necesidad conceptual del alcance del integral del la obra y la necesidad
proyecto proyecto proyecto recepción para
su uso
Fig. 4.- Naturaleza lineal del ciclo de vida de un proyecto

Bibliografía:

1. Barrie, Donald S., Paulson Boyd C. (2001), “Professional Construction Management”, 3a


edición, Mc.Graw-Hill, ISBN: 0070038899.
2. Halpin, Daniel W., Woodhead, Ronald, “Construction Management”, 2a Edición, Wiley &
Sons, ISBN: 0471083933.
3. Stuckenbruck (1985), en Hendrickson, Chris, (1998), “Project Management for Construction
Fundamental Concepts for Owners, Engineers, Architects and Builders”, Prentice Hall, ISBN
0137312660. http://www.ce.cmu.edu/pmbook.

Introducción a la Construcción J. Baeza P. y J. Loría A.- Agosto 2004 4