Variedades

Viernes 2 de diciembre de 2016. El Peruano

DEBATE 3

“El
Bicentenario
es una gran
oportunidad
para tomar
conciencia,
reflexionar y
planificar el
futuro de la
nación”.
fomentar, desde la primaria,
las ciencias y la investigación.

LECCIONES

Mirada colectiva. Luciana Tenorio, Raúl Alcántara y Marco Carrasco, tres maneras coincidentes de entender el Perú y proyectar su futuro sobre la base de la educación.

U

na generación
de jóvenes que
se propuso reescribir la historia
del país y, así,
reformular su futuro, fue la
que se formó en torno al Centenario de la Independencia
del Perú, en 1921. Se trató de
un grupo de intelectuales de
espíritu renovador, quienes
integraron la denominada
Generación del Centenario
e impulsaron, entre otras
acciones, la Reforma Universitaria de 1919.
Próximos al 2021, nos
acercamos a los nuevos jóvenes que se perilan a formar –quizá sin querer– esa
Generación del Bicentenario. A ellos, les proponemos
relexionar sobre el Perú, su
presente y sus perspectivas.
Raúl Alcántara, de 16 años,
es multimedallista en diversas
olimpiadas internacionales de
matemáticas. Marco Carrasco,
de 25, es economista con estudios en prestigiosas universidades del mundo. Y Luciana
Tenorio, de 27, es arquitecta
y ha sido seleccionada como
una de las innovadoras jóvenes que están cambiando el
mundo, por su proyecto ‘Un
invernadero para Marte’,
por el Instituto Tecnológico
de Massachusetts (MIT, por
sus siglas en inglés).

JÓVENES
A LA OBRA
Menos de un quinquenio nos separa del 2021,
cuando celebraremos los 200 años de la declaración de la Independencia del Perú. La
proximidad de la fecha nos obliga a reflexionar
sobre la Generación del Bicentenario.
TEXTO: EDUARDO SOSA

CREER EN EL PAÍS
Para ellos, el Bicentenario es
una gran oportunidad para
tomar conciencia, relexionar y planiicar el futuro de
la nación.
Raúl deiende que necesitamos tomar conciencia
de que estamos inmersos en
una época de acelerado desarrollo mundial que debemos
aprovechar. Marco invita a
que el Bicentenario sirva
para una relexión continua

APORTE PERSONAL

E

n el país hay más de 8 millones de
jóvenes (de 15 a 29 años). Cada uno
representa, desde sus aspiraciones y
actividades, a esa Generación 2021. Raúl,
por ejemplo, está en quinto de secundaria
y quiere estudiar Ingeniera Civil en el MIT.
Marco estudió en la Universidad Nacional
Mayor de San Marcos, tiene una maestría
en la Universidad La Sorbona, París, y otros
estudios en el exterior. Luciana es miembro
de The Mars Society Perú, y estudió en la
Universidad Ricardo Palma.

sobre los objetivos que hemos logrado y lo mucho que
nos falta conseguir. Y Luciana propone que es momento
para ijar un plan, de largo
plazo, sobre las políticas de
desarrollo por seguir en los
próximos años.
En general, congruente
con el pensamiento de la
Generación del Centenario,
el discurso de los tres tiene
una coincidencia notable: la
principal herramienta para
enfrentar los problemas que
arrastra el país –la corrupción, las brechas de desigualdad, la inseguridad y
la violencia– es la educación.
Aunque suene demasiado
simple, tenemos que promover la educación, exhorta
Raúl. Para él, no hay ningún
secreto. “Así, tendríamos
más cabezas para pensar
en cómo sacar adelante al
Perú e impedir que se desperdicien grandes talentos”.
Marco opina que priorizar el desarrollo educativo
y cientíico y revalorizar
nuestro patrimonio es el
reto para estar a la altura
del país y reducir sus necesidades.
“La educación es, sin
duda, un sector por desarrollar, crucial para nuestro
crecimiento”, asiente Luciana, por lo que recomienda

Sobre la responsabilidad
de los jóvenes con su país,
variable con la que se puede
valorar a cada generación,
Raúl reiere que la juventud
sabe lo que debe hacer: estudiar. Por ello, su objetivo
es convertirse en un gran
profesional y volver al país.
Marco dice que tiene esperanzas en la generación
de hoy. Como economista,
apunta a contribuir desde
sus especialidades: la economía conductual –para la
mejora del diseño y la eicacia de las políticas públicas–
y el estudio de la economía
asiática, de donde se pueden
obtener lecciones adaptables
a nuestra realidad.
Luciana, cuyo interés
radica en las tecnologías
emergentes y su aplicación
para solucionar problemas
en la tierra que impacten
en la vida de las personas,
sostiene que hay muchos
jóvenes innovadores, sobresalientes y con ganas de
trabajar por el país, pero se
necesita enriquecerlos para
lograr mayores impactos con
sus proyectos.
Hasta el 2021, diferentes
sucesos cambiarán la historia del Perú. Pero, deinitivamente, nuevos y fuertes
aires refrescan nuestras
posibilidades de desarrollo.
Por ejemplo, contra lo que
se piensa, son muchos los
jóvenes peruanos que son
reconocidos a escala nacional e internacional. La tarea
es darles oportunidades y
direccionar sus triunfos a
nivel colectivo.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful