Está en la página 1de 207

Esta traducción es el producto de un trabajo hecho por un grupo de aficionadas que
buscan ayudar por este medio a personas que por una u otra razón no pueden acceder a
estas obras.
Ninguno de los miembros que participaron de esta traducción recibió, ni recibirá
ganancias monetarias por su trabajo.
El material antes expuesto es propiedad intelectual del autor y su respectiva editorial.

Página

1

Si está en tus posibilidades compra el libro y apoya al autor dándole publicidad o haciendo
una reseña.

El destino no siempre ha sido amigo de Isabelle West. De hecho, el destino ha sido
una perra redomada.
Isabelle ha aprendido, a la fuerza, cómo la vida puede ser difícil cuando el destino no
está de tu lado. Puede entregarte sueños en bandeja de plata, pero puede arrebatártelos de
vuelta y darte pesadillas. Una cosa que Isabelle sabía a ciencia cierta era que el destino era
consistente en quitarle todo lo que alguna vez había amado.
Durante los dos últimos años Isabelle ha estado limpiando poco a poco las nubes de
su pasado. La felicidad se ve finalmente en el horizonte. Tiene un negocio próspero,
grandes amigos, y su vida de vuelta. Todo lo que tiene que hacer es saltar sobre el último
obstáculo... su ex marido.
Cuando los problemas empiezan a hacerle temer su nueva vida, y los recuerdos que
están mejor olvidados empiezan a emerger a la superficie, lo último que necesita es que un
fantasma de su pasado llame a su puerta.

Página

2

Corps Security, 1

Dios… por favor, que llegue tarde. ¿Tráfico? ¿Su jefe necesitaba ayuda? Demonios,
en este punto incluso oraría porque su zapato estuviera desatado.
CUALQUIER COSA que me dé cinco minutos extra.
Tomando una respiración de frustración recuerdo que renuncié a suplicar al cielo
hace años. Diez años, para ser exacta. El día que él salió de mi vida. El día que el sol dejó
de brillar, y el mundo se volvió gris. El día que mis sueños se convirtieron en pesadillas.
Extraño mis sueños, el sol, y lo extraño a él. Jodidamente mucho, incluso aunque sé que no
debería. Después de todo, ¿qué bien hace extrañar a un fantasma?
Vamos… Vamos… Silenciosamente ruego que el semáforo cambie de luz. ¿Por qué el
único día que voy tarde quedo atrapada en cada semáforo?
—¡Coño! ¡Solo cambia, joder! —Sé que si no estoy en casa en los próximos diez
minutos se desatará el infierno. Finalmente, tan pronto la luz cambia a verde golpeo el
acelerador. Todo lo que necesitaba era apurarme, todo estaría bien.
¿Cierto?
Ruedo en el camino de entrada a las 5:45, dejo el auto aparcado y me apresuro a
entrar en la casa.
Afortunadamente cuando me fui temprano fui suficientemente precavida para
encender la olla de cocción lenta.

A las 6:05 en punto, escucho la puerta del garaje enrollarse. Respira. Unos momentos
después, él entra. Por supuesto, nunca llega tarde. Dios no lo quiera y llegase a casa un
minuto después de su hora programada habitual; el mundo podría terminar, el cielo podría
caerse, y los cerdos podrían empezar a volar.

Página

—Respira profundo, Iz… solo respira. —Me recuerdo a mí misma, bajando los
cuencos de chili. Pongo la mesa lo más rápido que puedo, me aseguro que las copas estén
libres de manchas y los cubiertos de plata estén perfectamente alineados. No cometería los
mismos errores otra vez. Corro a la cocina, asegurándome de haber lavado y secado todos
los utensilios y señales de que usé la olla de cocción lenta. Tengo el tiempo justo para
asegurarme de que mi ‘rostro’, como él tan cariñosamente lo llama, no se vea como si
acabara de hacer de prisa mis deberes.

3

—Vale, vale… —murmuro para mí misma, mientras corro de la isleta de la cocina a
la mesa. Si no me apresuro… No, no puedo ir allí. Allí causará que me encierre en el miedo,
y analizándolo bien, no puedo encerrarme.

no mi esposo. ¿No eras tú la que acabé de ver yendo a toda velocidad por la calle Oak como si llevara los murciélagos del infierno en el parachoques. —Brandon. Se asegura de que su abrigo cuelgue perfectamente. mientras descarga de sus brazos su abrigo. Isabelle. Isabelle? Joder. sólo lo suficiente para. con suerte. que nos pusiéramos un poco al día. Ninguna jodida persona en este maldito mundo te tiene permitida.. No te voy a compartir con jodidamente nadie. ¿Qué te he dicho sobre Denise? ¿Eh? Si mal no recuerdo era algo en la línea de que no hables. Brandon.. inmediatamente empiezo a retroceder. —Sus ojos son muy fríos cuando entra justo en mi espacio—. nunca se distrae. billetera. con sus ojos muy abiertos y su saliva me golpea en la cara—. Sé que dijiste que tus padres pensaban venir este fin de semana. ¿Me escuchas. ¡Yo! —continúa. No la he visto en seis meses… Página —Ya. la llames o recibas llamadas de ella. ¿no es así. esto va a ser malo—. . Después de deshacerse de su celular. Debí haber reconocido a una puta de bar desde una milla de distancia. Isabelle? Debí haber caminado hacia el otro lado esa noche en el Fire. maletín y llaves. ¿No es ese el tiempo que dijiste que había pasado? ¿Qué tengo que hacer para hacérselo entender a tu estúpida jodida cabeza? Jesucristo. incluso ellas saben que no hay que molestar al animal. estaba en la ciudad y quería saludar. y que sin duda ¡NO TE VEAS CON ELLA! —Está empezando a acercarse ahora. Mi permiso para hablar ha sido silenciosamente concedido. Isabelle? —dice mi nombre despectivamente como si su sola presencia en su lengua le disgustara. mientras se enrolla las mangas—. hice los mandados que me pediste que hiciera. así que… —Mira hacia arriba con su malvada sonrisa y esos ojos muertos—. Todo igual que siempre. ya. y otras mierdas de bolsillo. Dee vino a visitar. pero él está bloqueando mi única salida—. Habría pensado que aprendiste esta lección hace seis meses. finalmente me mira con sus ojos fríos y muertos. Isabelle. ¿Qué tal tu día? —pregunta. Miro a mi alrededor frenéticamente para escapar. ¡Pero no! Es completamente culpa tuya que mi polla no 4 Su sonrisa me deja fría. Oh. Qué parte de que eres mía y solo mía no entendiste la última vez que me vi obligado a explicártelo. —Buenas tardes. —Ummm —afirma.. Mentiras. juro que no es lo que crees —chillo. mierda. Lavé un poco de ropa. Las arrugas no se atreverían a meterse con él. He entrado en modo pánico ahora. Te lo he dicho. No eres más que una puta zorra estúpida. y llegué a casa alrededor de las tres. —Buenas tardes. hacerle creer que no estaba fuera. así que quería asegurarme de tener suficiente tiempo para adecuar el cuarto de huéspedes antes de empezar la cena.No. eres una maldita perra estúpida. él me tiene recostada en la pared. Mierda. puras mentiras. conozco esa mirada. Sólo. no hay escapatoria posible—. Malditamente..

—Se echa hacia atrás y me da una bofetada con fuerza en la mejilla. y cabello en mi cabeza duele. No puedo escuchar nada por el oído izquierdo. pero mi atención estaba todavía enfocada en mis felices paredes amarillas y los pegotes de cena todavía bajando. cocinándome la maldita cena ¡y abriendo tus malditos muslos gordos para mi polla! —Extiende la mano y agarra el bol de chili. frijoles y salsa deslizarse por mis alegres paredes color amarillo—. músculo. Aprieto mis manos en puños. tratando de escapar rápidamente del segundo puñetazo que sé que le seguirá pronto. estúpida perra. Brandon agarra mi espeso cabello. Simplemente no puedes escuchar. Demasiado tarde. Pierdo la pista de cuánto tiempo permaneció sobre mí. es todo lo que anhelo. y veo que la cena todavía está en la mesa. Acababa de girarme hacia él cuando su puño golpeó mi sien. a través de mis muy hinchados ojos. pero que me aspen si le permito quebrarme. No puedo respirar profundamente sin querer morir. con lo que parece la fuerza de diez hombres. ¿No aprenderás nunca. 5 *** . No. e incluso los impecables vasos están allí puestos. Puedo sentir humedad en varias partes de mi cabeza y cuerpo. Agarrándome el brazo alrededor de la cintura. Me muevo a la derecha. y retorciéndolo en su muñeca estoy de nuevo a su misericordia. ¿Y qué coño es ésta mierda? Te dije. Página Cuando me despierto. Lanzándome hacia el vestíbulo. Al menos eso parece haber incrustado un poco de sentido en mi indolente cerebro. Isabelle? ¡NO DENISE! No tardes de plática como pequeñas malditas perras. —Tú. Eres de mi propiedad. El cuenco roto. siempre demasiado tarde. atrapo el segundo en las costillas. De nadie más. alternando entre sus pies y su puño. el chili seco en la pared.quisiera ir en sentido contrario. tengo que moverme. Con paso lento y silencioso echo un vistazo a la sala. clavándome las uñas en las palmas de las manos para evitar gritar. Libertad. Misericordia que sé que no tiene. Cierro mis ojos y me desmayo. ¿qué demonios le pasó a mi oreja? Joder. Puede que esté atrapada. lanzándolo con toda su fuerza contra la pared. haciendo que mi visión se volviera momentáneamente borrosa. toda tú. me pongo de pie lentamente. o sí? —Está resollando por el esfuerzo y me está tomando todo lo que tengo no permitir que la negrura me supere. burlándose de mí. limpiando mi maldita casa. sacándome de golpe el aire de los pulmones. Puedo sentir la sangre corriendo por mi cuello desde el corte que su anillo debe haber hecho en mi mandíbula. que quería lasaña. —¿Qué coño dije. —Patada… bofetada… puñetazo… patada—. maldita perra. la casa está a oscuras. Miro alrededor. Miro los trozos de carne. Tu deber es estar aquí. es rápido para seguir con una patada a mi estómago. Cada hueso. gritando y golpeándome. No hay señales de Brandon. Joder. Nunca había estado tan mal. le prometí a tu maldito trasero lo que pasaría si te acercabas a ella nuevamente. Incluso si sé que el entumecimiento llegará rápidamente. ¡Especialmente no la maldita DENISE! Te advertí lo que podría pasar. Nadie más toca lo que es MÍO. ¿Eso te parece lasaña? —Debí haber previsto eso.

¡Mierda! No está aquí.. y resuello la única palabra que necesito para traer mi salvación. ¿Iz? ¿Iz. Finalmente. meto la mano y saco mi teléfono. agarrándome para no caer hasta llegar a mi bolso. Tomo una respiración profunda. veo que sus llaves ya no están. —Entonces la oscuridad me engulle.Arrastrando los pies. Nunca. hago la llamada. estás ahí? ¿Está todo bien? ¿¿IZ?? —Puedo oírla. Deslizo el dedo por la pantalla y la desbloqueo.. casi reptando hacia la cocina. No tengo permitido tener un teléfono. . ni una sola vez en seis años me ha dejado sola en la casa después de una "lección". después de unos cuantos botones equivocados. Pero no puedo pronunciar las palabras. —¿Hola? Hola. Página 6 —Ayuda. y él desconecta el teléfono de la casa y se lo lleva cuando se va. abro la cremallera de un lado. ella sabe que no llamaría en absoluto. Demonios. El teléfono que Brandon no sabe que tengo. Camino a lo largo de la pared. Ella sabe que no la llamaría tan tarde. Apenas puedo ver lo suficiente como para encender el teléfono. está prácticamente gritando.

acúsame todo lo que quieras. Pero. En ese entonces pensaba que todo estaría bien. su juguete favorito. 7 Algún día sabré la razón por la cual el destino me odiaba a mí. Desearía haber sabido qué puso al destino en el camino de mi maldición. ¿Tal vez era simplemente haber nacido? Me gusta pensar que al menos estaba bien entonces. pero te tengo noticias: el karma no es nada comparado al destino cuando este está en busca de sangre. No. Aún recuerdo esos sueños. .N o siempre he sido esta persona. ¿en serio? En ese caso. Después de todo. Una vez robé una barra de chocolate de la tienda pero. Mis padres me amaban. el destino habría ido detrás de cada pequeña metida de pata de cada adolescente. lo hacía en grande. con mi alma y mi corazón. y cuando lo hacía. Tenía planes de un futuro tan brillante que podría cegarte. pero no me quita la esperanza de que algún día se olvide de mí. Cuando ese día llegue. Solía soñar. no me odiaba… me aborrecía. juro que tendré cui99dado con lo que sueño y planeo. Arrancó de mi cada cosa que alguna vez amé de una rápida patada. Así que no. ¿qué chica de 17 años no piensa que es invencible? Curiosamente. hasta que ese día llegue. O pudo haber sido el día en que le robé a Maggie Jones su taza de pudín. no creo que ese fuese el día. Solo que no lo sabía en ese momento. La razón por la que creo que el destino nunca estará a mi favor otra vez. así que me gusta pensar que le hice un favor. creo que el destino decidió que me odiaba el día que entré a la secundaria Dale en el primer año y mi camino se cruzó con el de Axel. Tendría sentido que la razón por la que me odiaba fuera la razón de todo mi dolor. Ni un poco. rezaban por mí y yo era todo para ellos. esos grandes planes y el futuro tan brillante como es sol se esfumaron. Página El destino podrá odiarme. Isabelle West. No. Pero Maggie era una acosadora que no era agradable nunca y siempre estaba comiendo. espero que el karma se divierta con esa perra del destino. ¿Por qué lo estaría? Se llevó todo. ese fue el mismo día en que decidí que el destino me odiaba. pero de donde yo vengo es como un rito de iniciación. La gente dice que el karma es una perra. Una mujer rota y débil.

si no quería a un hombre. lo que te permite procesar todo y recordar. venía con una sonrisa y la seguridad de que si yo la necesitaba. Página Conocí a Brandon cuando tenía veintiún años. 8 Sé que ella se sentía culpable de alguna manera por presentarnos. fueron muchas malas. pero estaba ahí. con unas cuantas botellas de vino entre nosotra. Y no mentía. Lo ocultaba bien. Había pasado casi cuatro años y estaba lista para intentar amar de nuevo. dejó todo y vino a mi rescate con solo decirle una palabra. sonriéndole a todo el que la mirara. Creo que vio el alma rota dentro e mí y pensó que su alegría contagiosa sería mi medicina. Su teoría fue que. Era injustificado. Viva y sobreviviendo. pero me pude mantener en contacto con ella mediante mensajes a escondidas y llamadas furtivas. Suspiro y ruedo en la cama. le doy ese mérito. Amo despertar con la sensación del sol calentando mi piel. era despreocupada y buscaba adormecer mi mundo con fiestas y alcohol. Simplemente estas ahí. pero conocía a mi chica y con un corazón tan grande no podía soportarlo. estaría ahí para mí. Él fue el primer hombre al que le di una segunda mirada después de Axel. Dejamos un poco de lado nuestra “hermandad” cuando me casé con Brandon. sacudiendo lo malo de mí y me ayudó a sanar. Me levantó cuando había caído. Me encanta este maravilloso estado entre dormir y despertarse. Dee insistió en que necesitaba una de esas en mi vida. Sin preguntar. corrió a mi rescate y me ayudó a sanar de nuevo.*** 2 años después Puedo sentir el sol calentando mi piel. Lo que sea que eso significara. que ciega había sido. notaba que las cosas no estaban bien en casa. me hace recordar que estoy viva. Ella me miró y decidió que teníamos que ser mejores amigas. Me recuerda a estar entumecida. devolvió la luz a mi vida sin ayuda alguna. pero Dee siendo ella. Era mi animadora personal y mi apoyo. Siempre estuvo conmigo en las buenas y en las malas. Fue la hermana que nunca tuve y sé sin lugar a dudas que siempre me cubrirá las espaldas. . Ha sido mi mejor amiga los últimos once años. Dejó todo. al menos no debería dormir sola. No has pulsado el interruptor para encender tu mente. y créeme. Estuvo dando saltitos por todo el salón durante la orientación para los del primer año. Hace años que deje de intentar entender a Dee. Sabía que ella se preocupaba. Lo hizo de nuevo hace dos años. con una cara demasiado realista dibujada en la parte superior. Nos conocimos cuando tenía 18 y odiaba el mundo. riendo cuando veo la estúpida almohada de cuerpo entero vestida como hombre. Podía verlo en sus ojos algunas veces cuando pasábamos tiempo juntas. No fue fácil. Oh.

Te voy a extrañar mucho. Cada horrible día que fui la receptora del puño de Brandon traté de trasladarme a otro lugar. Era unos pocos años mayor que yo. Gradualmente. de Dee. aunque no pasó mucho tiempo. Él sabía que de todos mis lazos. y siempre tenía una excusa perfecta para no ir a visitarlos. y estaba en camino a cosas más grandes. listo para llevarme y ser mi héroe. vacaciones y regalos extravagantes. —Volteo a ver sus brillantes ojos verdes. O al menos así lo creía él. Creo que sería feliz tan solo sentándome a ver su hermoso rostro durante horas. Finalmente. lo reconozco. Y francamente me aterrorizó. no iría a ningún lado. y para ser honesta. Sabía que mis abuelos se preocupaban. Las golpizas no comenzaron hasta que llevábamos cerca de dos años de casados. tuve que enfrentarme a los hechos… mi héroe se había ido. pero él era hábil. para ser exacta. Fue entonces cuando el Brandon que conocí y del cual me enamoré comenzó a cambiar. Pero. por los próximos seis meses. No era exageradamente alto. el novio perfecto se convirtió en mi prometido. lo más importante. Alejada de aquellos a los que amaba.80 metros. recuerdo cuando mi vida era la más feliz. me colmaba de romance. y aterrorizada de ser víctima de su furia. por fuera. podía estornudar y si a él no le gustaba al día siguiente lucía un ojo morado. Extrañaba a mi mejor amiga.. me convertí en la Señora de Brandon Hunter. Dios.. con cuerpo de corredor. Era el novio perfecto. o en las raras veces que fuimos siempre teníamos que regresar por alguna razón. hacía todas las pequeñas cosas que siempre pensamos hacen a un hombre perfecto. Hace doce años. Había jugado sus cartas bien. pensé que podía ir y regresar antes de que él se diera cuenta. Pero Brandon Hunter se daba cuenta de todo. Cabello castaño arenoso y ojos cafés. Después de seis meses de conocernos. Era exitoso. 9 Cerrando mis ojos. Le fue más difícil apartar a Dee. nena. y cuatro meses después. el que tenía con Dee era el más fuerte. A un lugar donde estuviera Axel. Me convertí en prisionera en mi propia vida. . Era bueno. Fui a ver a Dee cuando se suponía debía estar recogiendo su ropa de la tintorería. eventualmente. amo sus ojos. Perdiéndome en él. una bofetada de vez en cuando por cualquier ofensa que él consideraba lo mereciera.Brandon era perfecto. aparecía siempre para llevarme en viajes sorpresa. pero lo hizo. y yo ya no tenía escapatoria. Aquellos fueron los años en los que recé y recé para que Axel volviera a mí. No fueron malas al principio. medía alrededor de 1. ¿Cómo viviré sin él? Página —No puedo creer que esta será nuestra última noche juntos. un maestro del control y la manipulación. mis amigos y. comenzó a distanciarme de mi familia. se había graduado de la Universidad de Carolina del Norte y establecido en la firma de contabilidad de su padre.

Sin este chico al que amo más que a nada.
Reposo mi cabeza en su pecho cálido, sintiendo el fuerte palpitar de su corazón bajo
mi oído. He conocido a este chico desde que tengo catorce años, y ha sido el amor de mi
vida durante los últimos tres años. No he estado lejos de él ni un solo día. ¿Cómo podría
pasar solo un día sin él, ni hablar de seis meses?
—Nena, tranquila. Terminará antes de que te des cuenta, y estaré de vuelta para
llevarme a mi chica. —Escucho el retumbar de su voz bajo mi oído; sabe exactamente lo
que está cruzando por mi mente.
Hemos estado acostados aquí, en su pequeña cama durante horas, solo perdiéndonos
el uno en el otro. Sé que odia estar en esta casa.
Su familia adoptiva no es mala, al menos por lo que dejan ver, supongo. Bien podría
ser un boleto de comida para ellos, pero lo dejaban solo. Tengo la impresión de que
cuentan los segundos hasta que él se vaya para el entrenamiento básico. Sacarlo para dar
cabida a un chico nuevo. Ellos no quieren que su cheque se reduzca, imbéciles
codiciosos. Nunca les he gustado a sus padres adoptivos. No creo que alguna vez llegue a
entender por qué, pero Axel piensa que se debe a que he estado cerca por los últimos tres
años, robando su espacio y comiendo de su comida. ¿Quién sabe? No puedo esperar a que
se libre de ellos.
No puedo creer que mi hermoso novio se irá a la Marina mañana, a la Marina…
Dios, Ax en verdad se irá. No me he permitido pensar en lo que podría pasar cuando se
vaya. Axel nació siendo guerrero, un sobreviviente, nada le pasaría, sólo tengo que confiar
en ello.
El comienza a moverse debajo de mí, deslizándose y rodando hasta que quedamos
cara a cara. Veo dentro de sus ojos resplandecientes, y sonrío. Realmente es perfecto.
Cabello negro, abundante y desordenado, cayendo en ondas despeinadas de tanto pasar
mis manos a través de él, sus fuertes pómulos y mandíbula poderosa siempre me recuerdan
lo implacable que puede ser. Deslizo mi dedo por su nariz perfectamente recta, y luego la
paso a lo largo de sus labios gruesos en los que me encanta perderme, trazando primero la
parte superior y luego la parte inferior. Sus labios se contraen, y esa sonrisa perezosa que
tanto amo aparece en su rostro.
—¿En qué piensas, princesa?

Página

—Intenta mantenerme lejos —dice, bajando su cabeza para capturar mis labios en
un beso que hace que los dedos de mis pies se curven. Su lengua toca mi labio inferior, y
entonces, lo captura entre sus sientes, mordiéndolo ligeramente. Abro la boca para dejarlo
entrar y capturar su gemido en lo profundo de mi garganta. Empujo su hombro, haciendo
que ruede debajo de mí, sintiendo su dura erección acurrucarse dentro de mi centro
húmedo.

10

—Dios, Ax, solo en lo mucho que te voy a extrañar, ¿prometes que regresaras
conmigo? —le pregunto, con lágrimas volviendo a mis ojos y la melancolía que ha sido
una presencia constante desde el viernes de su graduación regresa.

—Hmm, nena. ¿Lista? —gime.
—Siempre, Axel, siempre estoy lista para ti —digo mientras lo guio dentro de mí.
Mientras comienzo a moverme por encima de su cuerpo delgado y duro, con un ritmo
dominado a la perfección, pienso en lo difícil que va a ser para mí llevar a mi novio
mañana al autobús, sabiendo que van a pasar seis largos meses para verlo de nuevo.
Lo que no sabía, era que la última vez que vería esos ojos sería mientras se despedía
al subir al autobús, y que se llevaría mi corazón con él.
Un corazón que nunca regresó.
***
Como dije antes, no siempre he sido esta mujer débil. No creo que alguien despierte y
diga “Oye, ¡creo que hoy seré débil, y estaré rota y completamente desequilibrada!” Yo
ciertamente no lo hice. Creo que me he esforzado para ser la persona que soy hoy. Con la
ayuda del Doctor Maxwell (y de Dee, por supuesto) lentamente he vuelto a ser la que era
antes.
No ha sido fácil, y aún tengo mis momentos. No puedo escuchar mi nombre completo
sin que me lleve a los años oscuros con Brandon. Empecé a dar los pasos para finalizar
nuestro divorcio hace seis meses, más o menos. El mismo tiempo que finalmente sentí
haber sanado suficiente para empezar a seguir adelante. Empecé mi propia compañía de
diseño web, algo que siempre había querido hacer y parecía la opción perfecta. Me sentía
cómoda pudiendo trabajar fuera de la casa que Dee y yo compartíamos. Más segura.
Brandon no me estaba poniendo las cosas fáciles. Uno pensaría que con un sencillo
reporte policivo y registros hospitalarios que mostraran lo que estar casada con él me había
hecho, no tendría ningún problema para un rápido divorcio. Pero no… nada nunca fue fácil
para mí.
He estado peleando con él todo el tiempo. Por medio de nuestros abogados, por
supuesto. No lo he visto desde el día que salí del hospital hace dos años.
También fue el día que mi dúo con Dee se volvió un trío.
El día que conocí a Greg.
Y si Dee era mi hermana, Greg era mi hermano.

Conocí a Greg el día que salí del hospital después de una semana de hospitalización,
sanando de la última golpiza de Brandon. Dee había ido a recogerme, llegó en una minivan
con la parte trasera cargada de cajas. En retrospectiva, ahora me puedo reír, pero la

Página

Greg era nuestro protector, tanto si lo queríamos como si no. Nos cuidaba, y nunca
decía que no a las noches de viernes viendo películas románticas y comiendo comida
chatarra.

11

Lazos tan fuertes que eran casi imposibles de romper.

expresión en su rostro cuando pregunté por qué tenía las cajas fue increíble. Me vio directo
a los ojos con la expresión más fiera que pudo y dijo—: Cielo, si crees que te dejaré aquí
con ese pedazo de mierda que tienes por esposo, estás loca. No, de ninguna manera. Vamos
a empacar tus cosas y largarnos. El mundo es nuestra ostra o algo así.
Luego explicó que había llamado al comisario local para que nos encontrara ahí, y así
estar segura que Brandon el Bastardo no intentara nada. Dee estaba lista para todo, me dijo
que no sólo la ley estaría ahí para vigilar las cosas, sino que le pidió a uno de sus amigos
encontrarnos ahí. No entró mucho en detalle, y a mí no me importó. Quería que se
terminara.
Cuando llegamos a la casa que compartía con Brandon, por supuesto él estaba ahí
hecho una furia. Yo estuve en el asiento del pasajero, temblando como gelatina. Dee se bajó
y me ayudó a salir, usando su pequeño cuerpo como escudo. Mantuve la vista en el piso,
hasta que noté dos enormes pies embotados en mi camino. Siguiendo esas botas venían
piernas gruesas, un pecho duro y brazos poderosos, para terminar con unos ojos azules
tormentosos. Era un hombre enorme, unos treinta centímetros más alto que mi metro
sesenta y uno. Con su expresión, inmediatamente me encogí, esperando que no fuera tan
obvio, pero nada se le escapaba a este hombre. Con cuidado calmó su expresión y me
acogió en su brazo, pasando el suyo por mis hombros. Al guiarme hacia la casa, dijo con
suavidad—: No te preocupes, bebé, te tenemos ahora.
No sé lo que fue, pero cuando conocí a Greg ese día todo lo que tomó fueron esas
palabras para calmarme.
Una hora después teníamos seis años de mi vida empacados y cargados.
Lo había dejado todo, sólo me llevé mi ropa, documentos importantes, fotos de mi
infancia y pequeños tesoros que había ocultado de mi vida antes de Brandon.

¿De qué la dejé convencerme anoche? Lo último que recuerdo que llegó del trabajo
con una bolsa marrón enorme en sus brazos, gritando: ¡Entrega de licor, perra! Supongo
que eso es lo que sucede cuando has sido amiga de alguien durante tanto tiempo. Ella sabía
que yo la necesitaba, y maldita sea, necesitaba a Jack. Así que, su anuncio fue recibido con
ojos enrojecidos, sudores molestos, y una mejor amiga en su tercer tarro de helado.

Página

Salí de la cama alrededor de una hora después de que me desperté, podría sentirme
viva, pero hoy estaba viva con una resaca del demonio. Mirando el reloj, sacudí la cabeza al
ver la hora. ¿Cómo demonios dormí hasta tan tarde? Oh, cierto: Dee. Dee es la razón por la
que dormí hasta tan tarde. La chica loca llegó a casa ayer por la noche y pensó que
deberíamos pasar la noche con Jack. Uno de estos días va a recordar que Jack y yo no
somos amigos. Nunca lo hemos sido, nunca lo seremos. Las noches que paso con Jack
siempre me traen al mismo punto: cabreada y con resaca. Maldita Dee, más le vale tener
listo el desayuno de esta mañana, eh... tarde.

12

No he mirado hacia atrás desde entonces.

Ella me conocía, y sabía que yo estaría dolida este fin de semana. Así que, en lugar de
dejarme beber sola, cogió dos vasos y procedió a emborracharse conmigo. Ayudándome a
olvidar, ayudándome a adormecer mi mente, y simplemente estando allí.
Caminando hacia mi escritorio, intentando despejar la niebla de la última noche de
juerga, miro mi calendario de escritorio y compruebo tres veces la fecha. Sí, todavía 8 de
agosto. Mi trigésimo cumpleaños. También el doceavo aniversario de lo que todavía es el
peor día de mi vida. Al entrar en la ducha, sin la ayuda de Jack, no puedo evitar que mi
mente divague atrás en el tiempo.
—¡GRAM! —grité con toda la fuerza que tenía—. Gram, oh Dios mío, ¡GRAM! Hay
sangre, ¡mucha sangre, Gram! ¿Qué debo hacer? ¿Por qué hay tanta... por qué hay
sangre? —Llegué a un punto de desequilibrio histérico con mis llantos.
¡No puede estar pasando! No es posible que Dios sea tan cruel de quitarme también
esto.
Me caigo y aterrizo en las rodillas, doblándome y abrazándome, gritando y
rezando... rezando y gritando. Sollozando grandes enormes sollozos jadeantes.
La voz de Pop finalmente llega a mi mente llena de dolor, levantando mi cuerpo y
llevándome a su camioneta.
—Aquí vamos mi pequeña, abróchate el cinturón y no preocupes a tu hermoso
corazón, Pop te tiene ahora.
Sacudiendo la cabeza, vuelvo de ese horrible día. Mi cumpleaños número dieciocho
sigue, aún doce años más tarde, marcando todos los cumpleaños siguientes con un dolor
que me despedaza el corazón. Un día, me prometo a mí misma, un día voy a ser capaz de
despertar en mi cumpleaños y sonreír. No puedo esperar por ese día.
Sintiéndome un poco más humana que hace media hora, me cubro con mi bata peluda
y salgo a encontrar a mi mejor amiga.
Entro en la cocina y sonrío al ver la nota de Dee.

Pero así es Dee, aún ocupada como siempre un viernes antes de un fin de semana
largo, todavía se asegura de que coma y me cuide. Momentos como este me recuerdan lo

Página

Recogiendo la ensalada del puesto de comida rápida de al frente, me dejo caer con
una sonrisa. “Te hice algo de desayuno”, mi trasero. Más como: salí dos metros y le pagué
a alguien más para hacerlo.

13

¡Eu! Te hice algo de desayuno, come... báñate, porque apuesto a que hueles a la
mierda de ayer. Tuve que correr a la oficina, pero prepárate... Vuelvo a casa a eso de
mediodía. ¡Tenemos bastantes compras que hacer! Así es, no te vas a librar de eso.
¡ÁMAME!

Creo que existen leyes contra esto. pero funcionaba. Una buena elección. cualquier cosa para tratar de mantener mi mente libre de los malos recuerdos. Me golpea el trasero. pero eso nunca la detendrá. podríamos tener algunos problemas al entrar en el centro comercial de esa manera. —Así que. ¿Tenemos que hacer esto hoy? ¿No podemos quedarnos en casa? Realmente no creo ser una buena compañía. Vamos a conducir hasta el centro comercial. —Iz. y. en absoluto. Termino la comida y luego ordeno la cocina. de verdad. haciéndome caer en la cama. Sé que ella tiene buenas intenciones. Me ha salvado de mí misma más veces de las que puedo contar. Sé que hoy no seré buena compañía. perra sexy! Te veo decidida a sacarle jugo a tu vestido de cumpleaños. al menos tengo que estar lista antes de que los arco iris y brillo empiecen a molestarme. ¿por qué me metería con algo malo? 14 —No sé. Otro año extrañándolo. por lo que está cerrando la tienda medio día antes. Pero bueno. Dee. Entiendo por qué quiere mantenerme ocupada. ¿Era saludable? No. Dee no podría mantener un tono aunque su vida dependiera de ello. pero termino riéndome junto a ella. dispuesta a apostar que sueno tan desesperada como me siento. Riéndome para mis adentros. extrañándolos. conseguir trajes estúpidamente sensuales para ambas. Vuelvo a mi habitación para recoger algo de ropa y hacer algo de labores domésticas antes de que Dee llegue a casa. tratando sin éxito de encontrar algo que ponerme hoy cuando la escucho… cantando. alista tu pequeño trasero ahora mismo. aunque. sonriendo de oreja a oreja. Sabe que la necesito este fin de semana. . realmente no sé lo que haría sin ella. pero me gustaría mucho quedarme en casa y simplemente estar sola. mi sexy ‘más vieja’ amiga. ¡Toca! —Trato de fruncirle el ceño de la forma que Greg siempre nos lo hace. más poder para ti.afortunada que soy de tenerla en mi vida. iremos a ver a Sway en el Página Estoy suplicándole. Estoy dentro de mi armario. ¿qué llevará tu desnudo cuerpo esta noche? Supongo que es lo que haces al escarbar en ese armario. —¿Qué demonios. —ya no tengo que fingir molestia—. —¡Oye. dejo que una sonrisa aparezca en mi rostro. Dee? Puerta. Saber que ella estará en casa en una hora es sólo una prueba más de ello. emborracharme tanto que no sea capaz de caminar bien. Entra saltando a mi habitación. Se recuesta sobre su estómago en mi cama. Un rápido vistazo al reloj me hace apurarme. Otro año de pasar por las cosas "normales". extrañando todo. Cerrada. Señorita felicidad debería llegar en cualquier momento. Había planeado repetir la noche anterior. pero no creo que vaya a ser capaz de hacerlo.

salón y consentirnos seriamente antes de que Greg venga para llevarnos a cenar esta noche. No vas a quedarte en casa sola. y se ve como que me sacará desnuda si no estoy de acuerdo. sé que es tu plan. Iz. . Página 15 Ahora. no este año. No otra vez. realmente no hay sentido en discutir con ella cuando se pone tan determinada. Su ceño está fruncido. Trataré de inventar alguna excusa más tarde para dejarlos solos y tener una bella noche con Jack en casa. Jesús. eso suena como un plan.

Me planté en el segundo que me di cuenta de su intención.. y eso es todo. He pasado los dos últimos años escondiendo mi cuerpo. ninguna manera en absoluto. ―Ese es. y mi vagina seriamente va a jugar al escondite toda la noche. Dee. Su cabello rizado rebota junto con ella. Me gusta mi estilo. pero todavía veo a la muchacha gorda que una vez fui cuando me miro en el espejo. creería que es malditamente tierna ahora mismo. Iz. . Si no estuviera tan molesta. miro hacia abajo al hermoso trozo de material rojo. saltando de arriba a abajo. pero no me culpes si no funciona ―dije con falsa exasperación. Tras una pequeña pelea. vaqueros y camisetas. es fácil y perfecto. finalmente accedió. Digo bufanda porque no hay material suficiente para llamar a esto un vestido. Dee comenzó a arrastrarme alrededor en el segundo en que atravesamos las puertas. ―Uh. Finalmente. Dee estaba constantemente persiguiéndome para que dejara de llevar mis ‘vaqueros andrajosos y camisas del hombre’. Estábamos en nuestra segunda tienda. segunda después de las tres diferentes tiendas de lencería. Y eso nos lleva hasta ahora. ¿Tiene esta cosa una espalda siquiera? Y. pensando para mí: Es sólo una noche. Siempre hay algo que encuentra mal en cada uno. ―Bien. empuja una bufanda rojo brillante hacia mí. Página Suspirando. una noche de usar una bufanda para mantener esa sonrisa en la cara de Dee. que es lo que ella afectuosamente llama mi carencia del estilo. literalmente. pequeña mierda insistente.H emos estado de compras por horas. ―No hay manera de que me ponga esto. Dee. 16 Mierda. Había perdido todo el peso que gané durante mi matrimonio. desfilar con mi vagina sonriéndole al mundo es un pequeño precio a pagar. veré cómo me queda puesto. ¿dónde está el resto? ―pregunto. De ninguna maldita manera. Me he probado lo que se siente como la tienda de vestidos entera. No hay manera.. Obtuve más malditas bragas de las que necesitaría en toda mi vida. un atuendo completo. el primer paso del plan maestro de Dee era asegurarse que tuviera todo nuevo. Al parecer. un atuendo. Simplemente lo sé. Es una mujer con una misión. O al menos se sienten como horas para una persona que no disfruta de las compras. ―Estoy prácticamente resollando con ansiedad. Después de todo lo que ha hecho. ¡ese es el vestido! ―Está rebotando.

Colocando la palma de mi mano en mi espalda. paso al vestidor y me quito mi ropa de calle. Izzy. lo sabía. abrazando mis hombros como si temieran que pudieran romperse en cualquier momento. Izzy. un vestido. sé lo que estás haciendo allí. pensé para mí.Dándole la espalda a su sonriente rostro. haciendo que mi pecho de tamaño promedio parezca una copa más grande que mis pequeñas copas C. Estoy casi un cien por ciento segura de que sus ojos acaban de pasarme por alto. Otro pequeño suspiro se escapa antes que me muerda el labio y asimile todo de lo que carece la parte trasera. Uno. . me veo a mi misma de arriba a abajo. ¿Esa soy yo? El vestido encaja a la perfección. Puedes ver las correas sosteniendo el vestido. No más. ¡Deja de volverte loca y déjame ver! Abro la puerta. paso las cadenas pequeñas que sostendrán este 'vestido' en mi cuerpo por mis brazos y las coloco sobre mis hombros. confirmo que en realidad. pero como es Dee. dándole otra de las hoscas miradas de Greg. UNO. Ya cedí en la ropa interior ―le susurré bruscamente.. pantalones. Buscando la cremallera detrás de mí. sabía que lo haría. no hay espalda. Me da una mirada herida antes de volver a esa sonrisa espeluznante. yo no dije que pasaríamos el resto de la eternidad comprando todo el maldito centro comercial.. ―y sigue. ella prácticamente rezuma regocijo. mirándome de arriba a abajo y luego de nuevo. me encuentro con piel desnuda. Los atuendos. La sonrisa que pasa por su rostro me asusta como el infierno. ―Denise Anne Roberts. Se ve tan. ―Voy a matarte por esto. faldas. Te dije que un traje. una vez más. 17 Se ríe mientras se mete al vestidor conmigo. Las pequeñas correas cruzan mis hombros haciendo mi complexión elegante y pequeña. Una vez que tiro la minúscula pieza sobre mis caderas. me doy vuelta para revisar el daño. Lentamente me doy vuelta y enfrento al espejo. Podría tenerte un conjunto completo en pocas horas. Tomando una respiración profunda. La parte delantera del vestido ajusta bien mi pecho. blusas. todavía hay tiempo. No creo que esté hablandome ya. Sigo la línea expuesta de mi espina dorsal hasta los dos hoyuelos por encima de mi trasero y el pequeño pedazo de tela roja abarca mis nalgas. apenas. vestidos. cubriendo esencialmente todo.mierda. El escote recto comienza justo debajo de la clavícula. Incapaz de impedir el pequeño grito de asombro que se escapa de mis labios. ¿Cómo se supone que use ropa interior con este vestido? Dee elige este momento para empezar a tocar la puerta del vestidor con impaciencia. Dee. no creo que jamás haya visto esa mirada antes. Lo sabía. has estado ocultando este cuerpo follable durante demasiado tiempo. No está tan mal.. tal vez deberíamos seguir comprando ―mira su reloj―. sellando mi destino.. ―Izzzzzy ―canta―. Página ―Lo sabía... te calmas malditamente ahora.

lo que él quisiera. así que no fue difícil para ella irse. entusiasmo puro. y maldita sea. Dejó a su segundo en el mando a cargo. Lo único que me salvaba era que tenía una cuenta. Se sorprendió la primera vez que me lo arregló. es el hombre más divertido que he conocido. Iz. Marrón oscuro con diversos tonos de castaño que cuando le da el sol casi verías como se prende fuego. maldición. Sway ha estado muriendo de ganas por poner sus manos en mi largo y espeso cabello caoba. me senté y le dije que fuera por ello. besa tus mejillas y dice que te ves: "maravillosa. aunque sonrío estoy un poco preocupada por lo que acabo de meterme. en la pequeña ciudad de Georgia. . Pero. un día me dejarás hacer una renovación completa. solo por favor no me hagas arrepentir. querida"? No muy a menudo. me permití divagar. Dos horas más tarde llegamos finalmente al salón y a nuestro estilista favorito en el mundo.. así que vamos cumpleañera. casi puedo mirarlo a los ojos. Sway. te lo prometo. la cual Dee me había ayudado a establecer. ¿dile a Sway que no está imaginando cosas? —Voltea sus ojos emocionados hacia mi mí con una expresión de júbilo. no más ropa por ahora. Ella tenía una compañía de seguros muy exitosa en Bakersville. Sway. Siempre he sido bendecida con un cabello perfecto. un hombre negro pequeño viene a ti con tacones de diez centímetros. vaqueros ajustados y una camiseta ajustada. Está rebotando nuevamente. oh Dios. cuando le dije que nunca había usado productos para tinturar. con el dinero que mi abuelo me había dejado cuando falleció hace cinco años. cuyo verdadero nombre es Dilbert Harrison III.. dulce niña.―Vale. Una oportunidad para empezar de cero y convertirnos en nuevas personas. gordo. Tomamos todo lo que nos pertenecía y condujimos hacia el sur. ten piedad. Todavía necesitamos zapatos. desnúdate y dame ese impresionante vestido mientras te pones esos jeans andrajosos y la fea camisa de hombre de nuevo. Carolina del Norte. —Sonriéndole a través del espejo. con largo cabello rubio platinado. vale.. Yo sabía a lo que estaba renunciando por irse conmigo. Página La primera vez que conocí Sway fue cuando llegué con Dee a la ciudad hace dos años. Por suerte era la típica nena de papá. Exhausta de mi misión comercial con Dee. ―Dulce niño Jesús en un pesebre. ¿Cuántas veces. 18 ―Adelante. Él fue nuestra segunda parada después de descargar todas sus cosas y mis pocas cajas en nuestra nueva casa. Sway es un hombre afroamericano bajo. Sway. Dee me había explicado en el viaje que éste era un nuevo capítulo en nuestras vidas. por favor.. con planes de expansión en donde aterrizáramos. Cuando no está balanceándose en sus zapatos de diseñador.

Te encantará. así que sácatelo de la cabeza ahora mismo. De ninguna manera. es enorme. Una pena para Sway. Juro que a este hombre se le hizo una gran injusticia al salir con una polla. gracias a Cristo por eso. . 1 The Stepford Wives o Las mujeres perfectas. pero el mío había asegurado que tuviera tiempo para sanar antes de que comenzara a hacer planes. me encantaría. Deberíamos planear algo. Enorme. Ninguno. ―¿Qué? Oh. ya sabes lo que quiero decir. uno de estos días conocerás a algún hombre y ¡te va a hacer caerte de culo! Recuerda mis palabras. chica. Sway lo había intentado pero le tomó tiempo y finalmente mi cabello era largo y exuberante otra vez. esperando que sea de eso de lo que habla. estoy hablando de músculos encima de los músculos. cariño. escrita por Ira Levin y adaptada al cine dos veces. es una buena noticia. con lo guapa que eres. Podría salir mal. Me hace querer caer a sus pies y rogarle para que se vuelva hacia mí. Ya no me parecía tanto a esa miedosa ama de casa. 19 —Sway. simplemente enorme. pero no tengo ningún interés en que me emparejes con alguien. —Oh. cayendo casi hasta mi culo en ondas gruesas. Mide por lo menos dos metros de altura. los pendientes que pensaba combinar con cada uno de los bolsos. nene. pero amiga. Ese pelo negro y grueso en el que me encantaría meter las manos en ese paño de lujuria… sí. ―Chica.Su dinero nos había comprado la casa. Apuesto a que también es enorme en otros lados. —Mira hacia abajo hacia mí con tanta seriedad que hace que me tome un minuto para seguir el hilo de la conversación de bolsos a hombres deliciosos. Pero. No sé cómo su camiseta permaneció en una sola pieza de lo ajustada que la llevaba sobre ese pecho sexy y esos brazos firmes. Sway está murmurando sobre los nuevos bolsos que acababa de recoger en la tienda Coach. es una novela de 1972. te lo digo. y qué tacones se iba a poner con qué. La mejor de las noticias. sabes que te quiero. Página —Oh. Sobre tu perfecto culo —me responde con una sonrisa sucia. ¿eh? ―le respondo. Lo que no haría Sway para captar el interés de ese sueño mojado andante. —¿He mencionado que Sway puede ser un poco exagerado cuando se emociona? Estoy empezando a preocuparme por el orgasmo que Sway parece estar teniendo por este hombre mientras sostiene unas tijeras sobre mi cabeza. El plan que sí hice inmediatamente fue el de deshacerme del look de mujer Stepford1 que Brandon había impuesto en mí. ya… buen aspecto. ¿te he contado sobre el nuevo hombre que acaba de comprar el local de al lado? Por el amor de todos los dioses. no tienes ni idea. Le sonrío dudosa y le miro a esos ojos soñadores. amiga mía. cariño. no hay forma de que un hombre tan masculino como él batee hacia el arcoíris.

distraída por la misión de cortar el embalaje. olvidando que se ha dejado el papel en un sitio en el que puedo verlo. permitiéndome relajarme ahora que el señor con las tijeras en la mano se ha calmado. —Empieza a buscar con la mirada su teléfono. Se agacha y coge el marco. 20 Dee coge el papel y que dejé en la encimera. la retiro poniéndolo en la encimera y quito lo que parece ser un marco. le da la vuelta para ver la fotografía. jadeo y tiro la foto al suelo. Con cuidado. probablemente un regalo de algún cliente por mi cumpleaños —respondo. —Me río y me recuesto. pero aun así sonrío. Dee se centra en sus cosas. el brazo alrededor de mi cintura para mantenerme cerca de su cuerpo. Llamo a Dee. con el tiempo justo para correr a casa y vestirnos antes de que Greg venga para llevarnos a cenar. He terminado con el sexo masculino. intentando entender lo que me tiene tan asustada. le doy la vuelta. —Ese hijo de puta —dice en voz baja―. en una de sus fiestas de la empresa. Dee viene justo cuando dejo el paquete en la isleta y me vuelvo a por un cuchillo. se va por el pasillo hacia su habitación seguramente para el proceso de prepararse. Al aparcar en casa me doy cuenta de que hay un paquete en la puerta. A través de las lágrimas que se me derraman. ¡Que maldito hijo de puta! —grita. Corto lo que queda de la cinta de embalaje. desactivo la alarma de seguridad y voy hacia la cocina. —¿Qué es eso? —pregunta.” Página —Cabrón. sin dirección. y con sus furiosos garabatos leo: “¿Te sientes vacía hoy? ¿Cuántos años tendría el bastardo este año? Feliz cumpleaños. querida esposa. ese cabrón… voy a cortarle los huevos y se los haré comer antes de matarle con mis propias manos. Dee viene corriendo por el ruido que he hecho. lo que hace que el cristal se rompa alrededor de mis pies. salgo del coche y cojo un par de las bolsas. Muevo una de las partes del papel. Miro hacia abajo. —No estoy segura. la pone boca abajo y la mira como su pudiera echar fuego por los ojos en cualquier momento. Debería coger alguna de las páginas de tu libro y empezar a batear para mi propio equipo. Dee y yo terminamos con Sway y sus sirvientes de la belleza justo a eso de las cinco. abro las solapas y empiezo a retirar el papel de burbujas. me paro para coger el paquete y abro la puerta. Tomó algo con afilado y rajó la parte la parte de mi vientre. Me mira a través de la foto con esa preciosa y perfecta sonrisa suya. Parezco triste. Creo que fue tomada nuestras últimas Navidades juntos. veo que en la foto estamos Brandon y yo. Cambio las bolsas de mano. Sway.—Lo dudo. El brazo que no tiene en mi espalda está en la porción de mi estómago que había rasgado tan fuerte hasta hacer un agujero en la foto. hijo de perra. Con una sola mirada hacia mí. .

Miro hacia arriba un momento cuando siento unos fuertes brazos que me rodean. Sollozos enormes. Greg haría lo que fuera para proteger a su familia―. pequeña. Cuando me conoció. pero está más allá de mi entendimiento ahora mismo. en parte. de los que hace falta luchar para respirar entre ellos y me tiembla todo el cuerpo por la fuerza del dolor que siento. hay momentos en los que lo único que me hace sentir segura es estar entre los fuertes brazos de Greg. nunca fue capaz de salvar a su hermana. Me ha estado protegiendo desde entonces. no lo dudo. aunque no lo había podido confirmar. Desafortunadamente. No ha sido más que problemas los 21 La razón. Me golpeo la frente con las rodillas y todo lo que cuidadosamente he almacenado como “no abrir” en mi mente sale a la luz. recuerda mis putas palabras. Reid. Iz. golpeada. Aproximadamente un mes después de conocer a Greg. estaba más allá de su protección mientras luchaba por la libertad de todos los demás. de esos con los que todo el cuerpo tiembla. está entrando a Cage Investigation and Security. por la que siento este vínculo tan cercano con él es porque puede relacionarse con ello. Ha sido más que nada guardaespaldas y músculos. mi protector. no empiezo a sollozar de inmediato. Otro sollozo me deja sin respiración cuando miro a los ojos azules de Greg. Su marido era un verdadero cretino y Greg siempre se preguntó. Las lágrimas no paran de salir y mi llanto cada vez se vuelve más ruidoso. y me golpea con fuerza. no va a tocarte. pero me ayudó a entender por qué se puso tan en plan asesino el día que me vio de pie en la esquina de mi antigua casa. Lo encontraré. Mirando ahora hacia el pasado. No tengo ni idea del tiempo que me quedo con el trasero en el suelo de la cocina. con heridas y destrozada. Me tambaleo un par de pasos hacia atrás hasta que me choco con la pared. me cogió y se volvió mi salvador. se sienta y me mantiene cerca de su cuerpo. lo mío. De verdad lo dice en serio. ¿Me oyes? No respirará ni el mismo puto aire que tú. dijo que lo primero que se le pasó por la cabeza fue lo mucho que le recordaba a su hermana. Hecha los brazos hacia mí y siento cómo me balancea un poco. se sentó conmigo y me explicó que había perdido a su hermana cuando estaba al otro lado del océano. llorando y balanceándome. Me quedo ahí. simplemente mirando hacia la hoja de papel por un largo rato hasta que me doy cuenta. instalaciones y sistemas. Esa conversación no era una con la que él estuviera a gusto. si él la golpeaba. Aun con lo agradecida que estoy por Dee. me deslizo hasta el suelo y abrazo mis rodillas protectoramente. Página ―¿Bebé? Sé que estás asustada. pero quiere expandir sus investigaciones. . —La rabia en su voz me llena los oídos. entiendo cómo fue capaz de reconocer mi miedo en vez de arremeter contra todo. por debajo mis piernas y que me levantan del suelo. por todo lo que ha hecho por mí. todavía hablando por teléfono. así que te cuidaremos. tengo un amigo que se acaba de mudar a la ciudad. es Greg. te lo prometo. Si alguien podría entenderme cuando estoy como estoy. Dee entra corriendo en la habitación y puedo oírle hablando por el teléfono.Para mi sorpresa.

Página 22 Estoy dormida antes de que Mike salga al escenario para la primera escena. No cuando se trata de Greg Cage en modo protector. Exmarine. no lo haces. le explicaré la situación y lo solucionaremos. Greg planea una noche conmigo y Dee de películas. lo entiendo. todo un hijo de puta. palomitas y cerveza. —Sí.últimos años. ¿me entiendes. Greg. Con los planes para esta noche jodidos por un paquete inesperado. No quiero ni que pienses en ello. Vagamente oigo a Greg quejándose sobre ver una “maldita película de strippers” cuando estos tienen penes. Hablaré con Reid. pequeña? ¿Cómo discutes con eso? Fácil. .

vuélvete para que podamos hablar. levántate de una puta vez. Intento recordar que sobreviví. si tengo suerte. Página —Vete. G. lo que no es mucho. bebé. Entonces. Excepto que no tengo resaca de Jack esta vez.L a mañana siguiente me recibe muy parecido al día anterior. —Vete. que le jodan. —Más de mis quejas amortiguadas llenan la habitación. Greg. recuerdo de la foto. ¿Por qué no pueden simplemente dejarme que me quede en cama. Es todo lo que pido. desayuna. es difícil recordar la parte positiva de mi vida. 23 Está enfadado. me quede dormida y ella se vaya. La resaca emocional es mucho peor. ya no hay ninguna razón para tenerle miedo a la vida. —No me interesa ayudarte a jugar al Doctor Phill. Greg. soy libre. pero no tan cabreado como yo. tal vez traerme un poco de Jack. Te quiero bebé. No estoy interesada en discutir lecciones de vida ahora mismo. Toc. Entenderá el punto y si no lo hace… que le jodan. Pero entonces recuerdo. entonces. pero no me voy a quedar sentado mientras te autodestruyes. levántate de una jodida vez. no quiero hablar ahora mismo —gimoteo y vuelvo la cabeza hacia la almohada. el cabrón? . Izzy. solo quiero acurrucarme y morir. Puede que. ¿bien? —La profunda voz de Greg me sorprende y me deja sin nada que responderle para que se vaya. toc… —Ehh. joder. Parece como si toda mi fuerza se hubiera marchado de tal forma que se me hace hasta difícil recordar que ya no soy esa mujer rota y débil. —No soy Dee. Los arañazos sobre mi matriz vacía. ¿Para qué? Si sé que no se irá hasta que hablemos. Dúchate. Que se joda la fuerza. Solo quiero dormirme otra vez. Me recuerdo a mí misma que no quiero ser esa mujer otra vez. ayúdame Dios. hablemos. Y. soy fuerte y superaré esto. —La voz me sale amortiguada por la almohada. Dios. —Jodido sea. Es difícil. toda esa fuerza y la determinación para superarlo salen volando por la ventana. —Iz. Dee… Vuelve más tarde.

temiendo salir de la soledad de mi baño. pero necesitas despertarte ahora. —Me regaña y se levanta de mi cama. bebé. Cojo una profunda respiración y abro la puerta. es mucho y sé que lo hace para bien. aparte de lo que pasa ahora y lo poco que necesitaba sobre tu matrimonio para entender la amenaza. explícale la situación. y quiero decir absolutamente todo. De verdad me sentiría mejor si solo fueras tú el que se encargara. ¿Entendido? 24 Me sonríe. Me quedé en la ducha hasta que el agua salió fría. eh? Me cuesta un segundo procesar lo que Greg acaba de decir. jodidamente fuerte —le grito. Iz. fría y mojada cara. Imbécil. Juro que le oigo reírse mientras sale del cuarto de baño. Me está mirando directamente.—Por el amor de Dios. Lo entiendo. Reúnete con Reid. Dee y yo no vamos a dejarte que te quedes aquí sentada y que te vuelvas como la antigua tú. sentado en mi cama con los codos sobre sus rodillas. no todo. intentando verse serio mientras se aguanta la risa. querías que saliera. y me meto en mi bata. Le conté un poco tu situación. No conozco realmente a este tipo y… Página —Intenta ser malota otro día. —Abro los brazos completamente—. pero no quiero que alguien más meta las narices en mis asuntos. ¿qué es tan importante. Quiero que seas honesta con él. pero le dije que me mantendría al pendiente hasta que pudiéramos poner en marcha un plan de acción. encendiera el agua y me cerrara la cortina en mi alucinada. me seco. tienes a personas preocupadas por ti. Izzy. Iz. se va. —De acuerdo. Aquí estoy. Tenemos mierda que discutir y no tengo tiempo para tratar con que estés deprimida. —Greg —empiezo—. es importante para que haga su trabajo. Estoy jodidamente cansado. —Voy a patearte el trasero. me da un segundo para soltar el aire que no me había dado cuenta que estaba conteniendo. Fui a hablar con Reid cuando me fui anoche. Greg Cage. fue el único pensamiento que tuve antes de que me quitara las sábanas de encima y me hiciera volar por los aires—. Gracias a Dios. pero es lo suficientemente perturbador que no me preguntó mucho al respecto. Salgo. —GREG —grito— ¡Déjame bajar ahora mismo! —No va a pasar. entiendo dónde estás ahora mismo. Ahí está. —Fue la única respuesta que obtuve antes de que me metiera en la ducha. Está muy ocupado las siguientes dos semanas. Iz. el gigante cabrón. y entonces nosotros nos ocupamos. de ninguna jodida manera —deja salir cada palabra mientras me pone sobre su hombro y camina hacia el baño. Sabe que hay un marido que no quiere convertirse en ex y que no es discreto al respecto. No sabe el significado detrás de la foto. dejando ver unos marcados hoyuelos. No voy a permitirte esta mierda. No sabe nada de esta mierda. me cepillo el pelo y los dientes. . todo.

ni la casa. Suspiro y miro a Greg. Justo lo que quería. Mi humor derrotado sigue así durante todo el día y simplemente no tengo la fuerza para pelear con Dee sobre esto. Le estaba dando vueltas en su cabeza. No estoy segura de poder lidiar con otra de esas. a la vez que ponía la ropa a un lado para que tuviera un sitio para sentarse. pequeña. pero noté que quería hacerlo. A él y a los chicos. No te preocupes. intentando encontrar la mejor forma de afrontarlo. bebidas y baile en el club Carnal. ni los autos. De acuerdo. Empezaba a pensar que él simplemente nunca desaparecería. llama a Greg para hacerle saber el plan. pero no sé qué es lo que quieres oír —contesté. no dijo nada del día anterior. Soy bueno. ¿Por qué no puede simplemente dejarme en paz? El divorcio ha estado en el limbo durante seis largos meses. Yo no quería nada. Me paso el día vegetando en el sofá y odiando la vida en general. Página —Oye. —Está bien. Iz. Estaba sentada en mi cama doblando la ropa limpia y evitando el mundo cuando —Si quieres sacar toda la mierda. Reid es a quién necesitas. G. Tú sabes mejor. —Eso es. no había forma en el infierno que ella me lo permitiera.—No es negociable. no creo que pueda hacerlo hoy. Su más reciente plan: continuar el fin de semana de cumpleaños. con un montón de alcohol y música alta para ahogar mis penas. Fabuloso. ¿entendido? —Sí. 25 entró. . Una preocupada Dee que ya planeaba otra misión para “olvidar el mundo”. Ya que los planes de ayer se fueron a la mierda. Dee se reunió conmigo para el almuerzo. —Simplemente quiero saber dónde tienes la cabeza y asegurarme de que estás bien. le contesto derrotada. había escuchado todo lo que Greg me había dicho. Sin duda. ni dinero. entre todos nosotros. ¿tienes un segundo? —preguntó sin esa alegría habitual en ella. Dee. pero no tanto como Reid. Greg se fue hace poco. Te quiero. dejándome con una Dee preocupada. no hay jodida forma de que este mierdecilla te ponga sus manos encima. Puedo lidiar con una noche con Dee y Greg. Nada que pudiera atarme a Brandon. Sabía que me encerraría en mí misma y empezaría a retroceder a ese sitio oscuro. Greg.

simplemente no parece correcto que el destino lo ponga de vuelta en tu vida. Página —De acuerdo. siento que no hay nada que pueda hacer. 26 Miro a Dee a sus grandes ojos marrones y sé que está preparada para luchar a mi lado. —Izzy. con Reid. sabe que quieres el divorcio y seguramente sabe que no eres la misma chica a quien podía controlar fácilmente. Greg y yo estaremos aquí para ti. Ja. Tal vez no es bueno para mí que dependa tanto de ella para tener fuerzas. de verdad no lo sé. No quiero ir ahí otra vez. con compasión iluminando sus ojos. Dee. Nunca más. lo entiendes. Joder. otra vez el puto destino. Sabía que podría ahcerlo. seguramente no. Dios.—No sé. . cuando Greg planee algo. Te estaría mintiendo si te dijera que no tengo miedo de que pueda intentar algo. viví con ese demonio durante seis años. Creo que todo esto se trata de hacerte saber que él podría llegar a ti si así lo quisiera. se queda tranquila y decide que lo más pesado está hecho por hoy. Con una pequeña sonrisa. Con una palmadita. Él sabe lo que significaba el día de ayer para ti. pero cuando se trata de tu seguridad. a pesar de que tenía la esperanza de que pudiéramos permanecer invisibles para él. de tu vida… bueno. no otra vez. Iz. ¿No crees que quiera decir todo no? ¿Seguramente todo antes de Brandon no sea importante? —Creo que es pánico lo que escucho en mi voz. pero sé que las lágrimas en los ojos de Dee sí que son de verdad. podemos ir a hablar con este chico y averiguar qué hacer después. Sé que tiene razón. tengo dos semanas para prepararme a mí misma para abrir las viejas heridas de nuevo. Sabe que estás aquí. me da un abrazo y se levanta. Lo mejor será que le cuentes todo a este chico. pero de verdad pienso que tienes que hablar con el amigo de Greg. no con lo optimista que es. no me tomaré ningún riesgo. ¿verdad? —Asiente. no sé cuál es su plan. —Nena. Hemos llegado muy lejos. Sé más que nadie de lo que Brandon Hunter es capaz. Debería explicarle a Dee lo mucho que me odia. cariño. Juntas. pero no lo entendería. simplemente creí que no le importaría. Fue estúpido de mi parte siquiera abrigar esa idea. Dos semanas. y la quiero tanto por ello. Dee. no quiero recordar todo y Greg dice que tengo que contárselo todo. nunca sabremos lo que le pasa por la cabeza a ese jodido enfermo. no dejaremos que pases por esto sola. Dee. TÚ has llegado muy lejos. pero por mucho que lo intento. Iz. lo que significa que no parará de sacar a la luz todo lo que te duela. esa foto… Creo que todo lo anterior a Brandon es importante. Él sabe dónde estamos. —Lo sé y lo haré. Sólo que es difícil. de verdad que sí. ¿Por qué? Sigo preguntándome: ¿Por qué quiere jugar a este juego? —Dejo que caigan mis lágrimas. —Lo entiendo. los ojos llenos de lágrimas y alivio muy profundamente oculto. no encuentro otra manera. —Hablaré con él. No puedo ir ahí. Creo que es el nombre que me dio Greg. Llegados a este punto.

—Iz. venga G. falló por al menos un kilómetro. cerrojo y revisar. Me he depilado con cera minuciosamente. pase por su oficina y les haga saber a todos lo que está pasando y todo eso. sino que dejes la puerta abierta y básicamente invites a Tom. ¿en serio? Así que ahora pueden mirar a través de la madera y el acero. alarma. sí. Sácatelo de esa pequeña cabecita. Recuérdenme la próxima jodida vez hacer que me iluminen el maldito lugar. Greg vendrá después de recoger algunas cosas en su apartamento para esta noche. Si fuera alguien más que Greg. síp. Dick y Harry a que entren. Cierro el pestillo y me quito la ropa antes de acurrucarme en la cama. sabíamos que eras tú. —Oh. no vamos a salir hasta más tarde—. usar la alarma y por Dios. despiértame en un rato. Estaba sentada en la sala de estar pintándome las uñas de los pies y Dee estaba reclinada terminando con las de sus manos cuando le grité que entrara. no puse ese sistema de alarma condenadamente caro. —Recojo todos mis productos y me voy a mi habitación. Solo prométeme que vas a empezar a cerrar la puerta. Dee. supongo que no me di cuenta de lo sobreprotector que Greg podía llegar a ser con esto. nos gruñe. ¿De verdad tengo que recordarte los peligros que hay ahí fuera? Si estaba intentando tomar la ruta calmada y amable. Eso debería darnos el tiempo suficiente para empezar nuestro trabajo de preparación para esta noche. mi Dee. Ups. . Instantáneamente me callo y miro al suelo. —Dije mientras caminaba por el pasillo y entraba a mi habitación. revisa quién está en la puerta antes de dejar entrar a alguien. la reina de la alegría y felicidad ha vuelto.—Bueno. ¿eh? No me di cuenta de que ahora tenían jodidos súperpoderes. estaría muy cabreada ahora mismo. miro hacia arriba y veo su cara enfadada. Con un gemido. Oigo cómo se abre la puerta y sus fuertes pisadas que vienen del pasillo. Página —No hagas esa mierda Izzy. Voy a echar una siesta antes de salir. —¿Qué carajos? ¿Qué mierda les dije sobre dejar que alguien simplemente entre en casa? —Nos gruñe. ahora que hemos tenido esta conversación. pequeña. —Entendido. —Oh. rasurado. Tengo algo de tiempo para prepararme. ¿de acuerdo? 27 —Lo siento —murmuro. Justo a tiempo para que se siente y disfrute del espectáculo estrafalario. vamos a prepararnos. —Esa enorme sonrisa. por la que es famoso. para que no solo no lo actives cuando estás en casa. así ahorraríamos en gas. pulimentado. pellizcado y aplicado todos los productos de belleza para el momento en que oímos a Greg golpear la puerta. dejo que me saque de la cama y me preparo para ir a la ducha.

Dee y yo pasamos cerca de dos horas perfeccionando nuestros cabellos y rostros. Su maquillaje es parecido al mío. asimilando lo que tengo delante. Es esbelta y tiene todo donde lo tiene que tener. Un exuberante y descarado color rojo como el del camión de bomberos. maquillarse y peinarse. me pregunto por qué todavía estás soltero. ensombrecido los párpados con una impresionante combinación de plateado. Un buen trasero y una buena delantera. Rizó mi largo cabello y me puso una horquilla para mantenerlo a un lado.Me toma un tiempo quedarme dormida. Todo lo que le falta por cubrir a mi vestido. Comemos en un silencio cómodo. Su melena castaña a la altura del hombro está ondulada y en perfecta posición. rebotando como de costumbre. peinado perfecto y maquillaje impresionante. simplemente disfrutando de la compañía. Se ajusta a su forma. Agarro mi vestido nuevo y me voy al cuarto para ponerme este pedazo de tortura. abrazando sus curvas y haciendo que su trasero se vea fantástico. incluso con mi desventaja de altura tengo las piernas demasiado largas. Mientras a mi vestido 28 Si no fuera yo. Las pesadillas con Brandon y los sueños de un futuro perdido invaden mis sueños. . Salgo de la cama y agarro mi bata. elige el momento perfecto para entrar. siéntate… come —dice Greg con la boca llena. Me lanza una mirada de esas que matan pero solo me hace reírme más. Lleva un vestido negro simple. por lo menos. por donde cae y me deja la espalda al descubierto. Pero soy yo. Puede que me haya dado cuenta que tenía razón. el suyo lo hace. Siempre he estado celosa de esas curvas. —Cuanta clase Greg. o simplemente tomara una respiración profunda. Cuando Dee llama a mi puerta alrededor de las ocho de la noche y me pregunta si quiero cenar. pero afortunadamente para Dee. —Pizza. sentara. el dobladillo le llega casi al mismo lugar que el mío… nivel vaginal. Pero eso no quería decir que tuviera que disfrutar enseñando básicamente cada centímetro de mi piel. podría no haber elegido su vocación. Un vestido rojo ajustado. demasiado trasero. Me quedo de pie delante de mi armario por un largo tiempo. pensaría que ésta chica es impresionante. Ha delineado mis grandes ojos verdes con un delineador grueso. intenso y digno de un club. todavía sacudiéndome los sueños de la cabeza. sería a nivel vaginal si se inclinara. y estoy buscando cualquier imperfección. me lo pongo y voy a buscar a Dee y Greg. gris y blanco. —Me río de él. O. el rubor era perfecto. y de verdad me veía bien. deja que me ponga algo de ropa y ahora bajo —grito a través de la puerta. los tacones demasiado altos… Podría seguir así horas. Los pechos se ven demasiado grandes. Cuando llega la hora de vestirse. Página Se ve impresionante. pero los labios eran el punto focal. para no tener que salir corriendo. pero una vez que lo hago es de todo menos un sueño reparador. Tengo que admitirlo. negro. Pasos de bebé estarían bien. —Sí. me cuesta unos segundos recordar dónde estoy y qué es lo que estoy haciendo. dejamos a Greg frente a la televisión viendo alguna mierda deportiva para tenerlo contento.

—Mierda. ya sabes como es. una chica amante de las sandalias. No vas a arruinar ese vestido con chancletas. Dee… Si mueves mal las tetas te van a salir volando. ¿Cómo puedes andar con los tuyos? —Todo está en la mente. no. pero fiel a sus palabras. agarro los tacones rascacielos de la cama y sigo a Dee fuera de mi habitación. Soy una amante de las bailarinas. Me toma un segundo registrar que se ha quedado quieto. tan guapo como siempre. Greg viene hacia nosotras con una sonrisa en su cara. Murmuro bajo sobre los beneficios de tener un seguro de salud para cuando me caiga y me rompa algo importante. Como sea. No sé si está bailando o intentando volar. . Está vestido con pantalones negros y una camisa azul ajustada. así que los tacones no estaban permitidos porque eso haría que estuviera peligrosamente cerca a su altura. tenemos asuntos más importantes que tratar. Izzy. terminando en punta en su esternón. Rápidamente miro hacia abajo para asegurarme que todas mis partes femeninas estén cubiertas y en donde tienen que estar. enseñando sus fuertes brazos. —Iz. —¿Hay alguna forma en la que pueda usar sandalias bajas. por el pasillo y a la sala de estar. ¿Cómo se supone que voy a andar con tacones de 13 centímetros? Por ejemplo. él quería que me quedara bajita.le falta toda la espalda. Creación de Dee. le pregunto confusa—: ¿Qué? 29 —Lo estás mirando. —Estoy segura de que me veo ridícula mirándola boquiabierta. Y. eso tenlo por seguro —Respondo con clara exasperación en mi voz. —Levanta los brazos hacia arriba y hace un movimiento raro girando y a la vez moviendo la cadera. o la escasez de él. —Muy divertido. Dee? Juro que acabaré rompiéndome el cuello esta noche con estas cosas. ¿Cómo carajo se supone que tengo que protegerte cuando andas por ahí casi desnuda? —explota. el de ella está peligrosamente abierto en la parte frontal. Oigo la rápida respiración y exhalación que toma y me vuelvo hacia él. así que acabo unos pocos pasos más adelante que él. Nunca he usado tacones como estos. Cuando me casé con Brandon. jamás. señoritas —dice arrojando un brazo sobre mis hombros y deteniéndose a medio camino a la cocina. sus tetas se mantienen en su sitio. Vuelvo a mirar hacia arriba y veo que Greg sigue indignado. La última vez que le dejo libertad para mi vestimenta. Cállate cariño. tengo a estas chicas muy bien puestas aquí arriba y no se van a mover. —Prácticamente escupe las últimas palabras. G. con las mangas arremangadas. ¿dónde coño está tu vestido? —¿¡Qué?! Me lleva el demonio. amiga mía. —Muy guapas. Página Me está mirando como si me hubiera salido otra cabeza y hubiera empezado a hablar en lenguas antiguas. El escote baja hasta el centro. Ha perdido la sonrisa y una mirada atronadora se ha establecido en su cara.

—En serio. que ha decidido que andar por la habitación es un mejor método para lidiar con esto antes que sentarse en silencio y echar humo por las orejas. No quiero tener que lidiar contigo siendo un cretino porque tienes una equivocada preocupación de que alguien me vaya a encontrar atractiva. Nos encontraemos en Carnal más tarde. ¿preparado para pasártelo bien? —Sí. por mucho que lo aprecie. Sabes lo que necesito. Miro de nuevo a Greg. Qué puedo decir. alcohol y pasar un buen rato. No me importa y no tengo tiempo para esta mierda. me lo bebo y se lo tiendo para que me lo rellene. y no entiendo por qué piensa que ella está menos desnuda que yo. sin entender por qué le ha afectado tanto un simple vestido. siempre y cuando no tenga que agacharme. 30 Miro hacia Dee con ese vestido corto negro y a sus tetas que todavía están desafiando la gravedad. Todo el día me las he arreglado para evitar que las garras del pasado tomen las riendas de mi vida. no te preocupes por eso. intentando subirle el ánimo. tienes que echar un jodido polvo. De verdad está bien. chico grande. pero puedo ver que no está tan entusiasmado con la falta de tela en mi vestido. con un tono todavía agrio y sus ojos todavía mirándome directamente. Página Lo que sea. Refunfuña y murmura… suena como que alguien no está contento con mi falta de preocupación por sus inquietudes de hermano mayor. a mis mejores amigos. Cojo el chupito que acaba de darme. Además. después se vuelve hacia donde está Greg. Greg. No necesito un maldito padre esta noche. Dee estaba tan contenta. se retrasaron —responde él. no tengo paciencia para esta mierda. —¿Qué amigos? —les pregunto a ambos. Dee mira con plena confusión. —Mis chicos. G. No esta noche. no está tan mal. —Intento hacer un chiste. —Bueno.—En serio. —Refunfuña él. Me mira furiosamente. me está alejando del alcohol y de mi billete a villa-olvido. es solo durante unas horas. —Me río de él. Iz? Las dos están prácticamente desnudas ¿y esperan que esté bien con eso? —Apunta hacia Dee y le dice—: Por lo menos una de las dos ha decidido llevar algo puesto. donde Dee está mirándome raro. En este punto no tengo tiempo para esta escena de hermano mayor. fue con todo. —¿Tus amigos se reunirán aquí con nosotros? —pregunta Dee y me mira para ver si he notado este nuevo anuncio. creo. . —¿Me estás tomando el puto pelo. —Supéralo. Me vuelvo y continúo andando hacia la cocina. Se ríe entre dientes y me echa otro. no voy a dejar que las tomen ahora. cuando decidió adoptarme como su hermana pequeña. en serio.

Brandon me ha ayudado. pero sabe lo suficiente. no me quedaba nada allí. a pasar por la parte más difícil echándomelo en cara ayer. Miro a Dee. No hablamos mucho sobre ello. Había olvidado lo mucho que echo de menos Georgia. He trabajado duro para combatir mi pasado y. ¿cuál era el punto en quedarme? 31 Estamos bastante callados durante el viaje de treinta minutos hasta Atlanta. Saben lo duro que es este fin de semana para mí. agarro la botella de tequila de las manos de Dee y le tomo un largo sorbo. Dios. lo extraño. todavía con los ojos fijos en los míos. Estoy segura de que su preocupación es en buen plan. a la caja en mi mente marcada como “no abrir por nada en el puto mundo”. La mayoría son buenos. Supongo que hablará cuando quiera hacerlo. Sacudiéndome ese pensamiento. Greg está mirándome muy de cerca. rápidamente empujo los dolorosos recuerdos al fondo. Dee y yo. al fin. así que. en efecto. Mi fin de semana de cumpleaños. —Así que. Nunca nos ha dicho por qué le dieron licencia. Ambas. Me quedo quieta por un momento. Creo que está teniendo una gran problema estos últimos días con hablar. de mis días como marine —dice. ¿con quién dijiste que nos encontraremos allá? —Mis chicos. Como mucho. Todavía recuerdo haberme sentado en una parada para descansar y a Dee sacando un mapa. Hope Town era perfecto. Sabe sobre mi pasado. no puedo evitar el escalofrío que me recorre cada vez que alguien menciona a la Marina. hay muchos recuerdos que todavía no estaba preparada para revivir. así que lo hice. Literalmente. que me mira con esa expresión de entendimiento y cambia rápidamente de tema. me siento más sana que Página No he vuelto a Dale desde que me fui cuando tenía diecisiete. Hablamos de cosas sin importancia durante una hora más o menos antes de coger nuestras cosas e ir hacia la camioneta de Greg. con treinta años. me miró con una enorme sonrisa y me dijo que eligiera hacia dónde ir. Mis padres y nuestra vida antes de que me los quitaran demasiado pronto. . disfrutando de la quemazón en mi garganta conforme pasa. aún después de todo este tiempo. Vivir en las afueras de la ciudad a veces tiene sus desventajas. también conocido como el día en que perdí la última pieza de amor que he conocido en mi vida. Levanto la mirada y me doy cuenta que los dos me están mirando con compasión. todo lo que esperaba que fuera para dos amigas que empezaban de cero. con la mirada en mi trago. en ese momento no me importó lo que estaba dejando atrás. Él ya se había ido. al Club Carnal. intentando quitar de nuestras cabezas los temas densos—. así que sabe lo que esa pequeña palabra me hace. tenemos una emoción saludable. dejando a una asustada adolescente con el corazón roto. habiendo crecido a una hora de donde nos asentamos en Hope Town. Ahora que mis padres se habían ido.Tiro mis tacones en la isleta. Greg —empieza Dee. pero no sé cómo. Cuando me fui. simplemente no la quiero ni un poco. especialmente con la mierda adicional de Brandon. Sé que fue herido.

Me rodeo de gente positiva y generalmente feliz. Iz. . «Bueno. Soy feliz. es hora de poner cara de póker y disfrutar de la noche». la negatividad ya no tiene espacio en mi alma. y la fila afuera de la puerta que se extiende a lo largo de la acera. pensé. El dolor todavía sigue allí.nunca. Página 32 Veo la calle donde se encuentra el Carnal. o por lo menos. No siento el miedo que sentía a diario. solo que no es tan agudo como antes. estoy en el camino de serlo.

Lo ignoro todo y me dirijo directo al bar. planeo estar tropezándome completamente ebria. Juro que Greg puede conseguir cualquier cosa que desee. Ha sido el club más popular desde que abrió hace cuatro años. Se detiene en la entrada y le deja las llaves al joven que está vestido como aparcacoches. pero no estaba tan metida en la misión como yo. simplemente mimetizándonos con el ambiente y con la sensación del lugar. —En serio. señalo a Greg y le digo—: Él paga. por mi misión de emborracharme completamente. ¿no puedes ni siquiera hacer como que compartes? —Tiene el ceño un poco fruncido. sonrío y me lo bebo. Le toma un minuto a Greg y a Dee darse cuenta que ya no estoy a su lado. Mientras entramos por el pasillo oscuro que lleva a la sala principal. antes de que pueda bebérselo. Dee y yo lo hemos disfrutado un par de veces desde que nos mudamos. siento la música vibrando en el aire. Iz. Hacen ese gesto tan raro que hacen los hombres al abrazarse e intercambian un par de palabras. se queda a mi lado para recogerme cuando caiga. Después de ayudarnos a Dee y a mí a salir del coche. la mía es entumecerme. pero yo estaba demasiado ocupada bebiendo y bebiendo. y le digo que siga sirviéndolos. aparcacoches en el bordillo de la acera. y una fila que nunca parece tener menos de cien personas. Sabe lo que estoy haciendo y no está contenta con ello. perras —digo tomándome los tres chupitos seguidos. Su meta es pasárselo bien. El seguridad asiente una vez y nos deja entrar. con código de vestimenta y todo. Otro beneficio de venir con Greg es que conoce gente. Dee me seguía el juego. Greg niega con la cabeza pero saca la cartera y le da la tarjeta de crédito al camarero para empezar con esta ronda. Es un club elegante. lanzándolos una mirada de vez en cuando a Dee y a mí. va andando hacia el gran portero que está en la puerta y le da la mano. Señalo al camarero y pido tres chupitos de tequila. Bueno. Le robo el segundo Jack con Coca cola que el camarero puso en la barra. parece que a todo el mundo. 33 *** . Página Pasamos una hora en el bar. Cuando salga de aquí. pero como la buena amiga que es. —Hasta el fondo. La miro. en un viejo almacén.E l Club Carnal está justo en el centro de Atlanta. Dee y Greg puede que estuvieran haciéndolo. las luces son tenues pero lo suficientemente brillantes para ver el mar de cuerpos que se mueven al ritmo de la música.

pero Dee y yo lo hemos convertido en una misión. Él sabía que esto iba a pasar. que está todavía intentando no echarse a reír. una de verdad. les cojo de las manos y me los llevo al medio de la pista de baile. pero no significaba que le tenía que gustar. Sabe cómo moverse. como siempre. claro. lo que no es una tarea fácil. La canción llena mis oídos y palpita contra mis huesos. Dejo que la música tome el control de mi cuerpo. Sonriendo. Odia bailar. 34 —Tienes suerte de que te quiero. al fin. es para renovar el alcohol que acabo de quemar en la pista de baile. pensé que estaban reaccionando a mi decisión de simplemente pedir las bebidas.Yo acababa de pedir una ronda de Tight Snatches. Siento que se me está bajando y no podemos dejar que eso pase. Más tarde. Puede que haga que bailar sea todo un reto. me vuelvo y rodeo a Greg con los brazos. ¡wuuujuuu! —Estoy gritando. me doy cuenta de que es más fácil andar en estos zancos cuando no puedes sentir las piernas. atrapando su mirada mientras me observa con esa expresión estoica en el rostro. nos vamos riéndonos al bar otra vez. Me mira con una sonrisa cómplice. aguardiente de melocotón y zumo de naranja y arándanos. Dee se pone detrás de él y me sonríe. la preocupación. me agarra por la cadera. en las raras ocasiones en las que salimos. A la mierda con todo. ¿Por qué estoy gritando otra vez? Me río y miro a Greg. solíamos ir a discotecas cuando estábamos en la universidad… antes de Brandon. tenemos que torturarlo tanto como podamos. para mí. me invada los músculos y penetre en mi alma con el ritmo punzante. tan embelesada con la música como yo. Riéndome más fuerte aún. con la excusa de rehidratarnos. Al principio. cuando vi que me miraban. pero. lo vi. Le devuelvo la sonrisa. Cogí mi bebida y anuncié—: Muy bien. inmóvil. Puedo ver su labio temblar. fuerte. niega con la cabeza y acepta que su amiga está bien y completamente borracha. Puede que sea su caso. pero cuando miré más a fondo. ¡vamos a festejar! Solo tienes treinta y uno una vez. Lección número uno para vestir así. intentando con todas sus fuerzas mantenerse el intocable protector. estar borracha. Siento los pequeños gruñidos de su voz contra mi pecho cuando me susurra al oído: Cuando la canción acaba. Aun con los tacones tengo que ponerme de puntillas para alcanzarle. la primera que siento en todo el día. su inexpresivo rostro está sonriendo. pero no sentía nada y era hermoso. vodka. *** Página Me río de él y veo que. pequeña. empiezo a moverme con su alto cuerpo. la inquietud y la inseguridad de cómo actuar. empezamos a bailar apretadas contra él. Cambia la canción a los zumbidos familiares de Can’t Hold Us de Macklemore & Ryan Lewis. Puedo sentir a Greg detrás de mí. Sabe en qué clase de problemas podríamos meternos. Lo soporta porque no se atrevería a apartarse de nosotras. . Dee se mueve junto a mí. Subo los brazos y me doy la vuelta para ver a Greg. Con un guiño para que sepa cuáles son mis intenciones. Después de un rato.

Mientras que Blow job. no… ¿era un coño quita bragas? Mierda —Le salen las palabras de la boca y suena tan frustrada que casi se cae del taburete. siempre aquí cuando más lo necesitaba. Sí. Por el amor de Dios. que ha vuelto a su modo protector. levanto el brazo y le señalo al camarero. Me mira y veo que intenta decidir si está más confundida por el nombre de la bebida o por cómo ha llegado al club. inclino la cabeza a un lado preguntándome porqué tiene el ceño fruncido ahora. Yo me los como y. interrumpe mis pensamientos con voz chillona. Dee. —¡No es así. Página Miro hacia Dee. —Niega con la cabeza—. ese era. Nos pasamos unos buenos quince minutos riéndonos. seguro que no lo hago de una jodida copa. especialmente no luego del paquete. seguro podemos lidiar con ello. claro está. ¿verdad. Sé. ¿entendieron? –—¿Qué quieren ahora. que está intentándolo con todas sus fuerzas. Ahora mismo nos mira con una cara de extremo disgusto. él no soñaría con estar en ningún otro lugar. las agujas del reloj bailaban. mis bellezas? —dice flirteando. con la ayuda de nuestros móviles y Google. —Ambas me están volviendo loco. 35 Bueno. al acto de orinar sobre otra persona. —TÚ. usualmente para gratificación sexual. ¿no? . después de hacer que Greg se bebiera uno. arrastrando las palabras. Solo porque conozca algún coño no significa que sepa de esta mierda. para empezar. por la forma en la que mira a la multitud que está a mi alrededor. El hermano mayor que nunca tuve. ¡toma! Te he pedido uno de esos despliega coños. Otra vez. Me da un escalofrío. Se cree que él es el que manda aquí. aun sabiendo que podría estar haciendo algo mejor con su tiempo. ¿Cuándo se llevaron mi último trago? ¿Cuál era? Un blow job2. ciertamente se rieron bastante alto. creo. Incluso en estos tiempos. Greg? —Me río de él. pidan algo de agua la próxima vez. ¡dile cual es el coño correcto! Tú conoces los coños. Puede actuar tan enfadad como quiera. perra. Le pregunto a Greg y me dice que un poco pasadas la 1:30 de la mañana. que Greg tiene miedo de que me rompa en cualquier momento y que piensa lo mismo que yo. Brandon nunca se aleja de mis pensamientos. Dee! ¡Greg! Greg. Sé. Ha sido una presencia constante en mi vida desde el día que apareció con Dee. O a mí. Dee y yo hemos estado turnándonos para pedir las bebidas más escandalosas que podemos pensar. —¡Camarero! ¡Deme dos Golden Shower! —grito en la barra de bar. cuando los bebo. 2 También se le conoce como Golden Shower. nos vamos. Pregúntenle a los clientes a nuestro alrededor. por cómo me mira. hace referencia a una mamada o sexo oral.Llevamos aquí ya un par de horas. es como si constantemente pensara que algo va a perjudicarlo. pero gritarle a Greg para que se trague ese blow job fue divertidísimo. La última vez que intenté siquiera ver qué hora era. Si tocan otro chupito con la palabra coño en su nombre otra vez.

qué tal si nos sorprendes. ya que pussy está fuera de la lista. cariño —dice la pared. —¿Eh? —Estoy jodidamente confusa. Buen tacto. pequeña dama. Me agarra de las caderas y me lleva a su lado. 3 Slow Comfortable Screw: Follada lenta y tranquila. Siento la sonrisa en su voz. uno de los chicos de los que te he hablado. casi del mismo alto y contextura que Greg. He oído hablar mucho de ti. hmmm. Su pelo castaño hace mucho que necesita un corte. pero él hace que se vea bien. ¿desde cuándo a las paredes de ladrillo le late el corazón? No hay forma de que esto sea normal. por fin. ¿Qué tipo de club es este? Presiono las manos contra la pared. a Beck. poniéndome ese brazo tan familiar sobre los hombros—. Miro hacia arriba. Riendo. Ya sea un Slow Comfortable Screw o un Screaming Orgasm3. es nuestra canción. Una nariz que parece como si se la hubiera roto unas diez veces por lo menos. Debe medir por lo menos un metro noventa. Izzy. Doy un paso hacia atrás y me concentro tanto como puedo. me vuelvo sobre los tacones y me topo contra una pared de ladrillos. eso duele. Es un gigante realmente guapo. —Todas las putas canciones son tu canción. —Beck. paredes cálidas. Greg nos ha hablado de sus ‘chicos’ a menudo. es agradable conocerte por fin. eso intento. Página —John Beckett. sé que considera a este grupo más que amigos. —Venga. —Tiene su gran mano levantada como para que se la dé. —Oigo la voz enfadada de Greg incluso por encima del sonido del bajo que llena el bar. Dee —dice Greg inexpresivo. Todavía me estoy riendo cuando Dee grita que esta es nuestra canción. Carajo.—Bueno. ojos chocolate marrón que brillan con diversión y tienen arrugas a su alrededor. Tiene facciones fuertes. ¿qué tal hermano? —dice Greg detrás de mí. —Iz… em. Izzy West —digo torpemente. ¿Desde cuándo las paredes tienen ojos? —Whoa. y un poco más arriba. Screaming Orgasm: Orgasmo gritado. y al final me encuentro con unos divertidos ojos marrones. Sé que está sobre las nubes por presentarnos los chicos a Dee y a mí. Obviamente. para mirar hacia arriba. Realmente hace que funcione. se vuelven mucho más que solo personas para ti. este es Beck. Levanto las manos e intento reorientarme con mi alrededor. es un hombre que sonríe a menudo. levántate y menéate. espera. pero tiene poco sentido en un club nocturno si me preguntan. Espera un minuto. La elección del bartender. Es extraño darle un apretón de manos justo después de estar aplastada contra su cuerpo. Iz. Incómodo. Iz. 36 Salgo lo suficiente de la niebla que me hacía ver una pared. Después de todo. cuando luchas codo a codo por tantos años y les confías la vida. me concentro o por lo menos. Son como hermanos con un vínculo tan fuerte que es intocable. . Ya veo que has conocido a mi chica.

No sé mucho de estos hombres aparte del hecho que sirvieron junto con Greg en la Marina. sí. largo y fuerte. Sé que ha estado esperando este momento. Pero son sus ojos con lo que me he quedado cautivada. Página Maddox es justo el polo contrario. joder es bueno verte. esta es Izzy. santo cielo. 37 —Reid.Dee debe de haberse dado cuenta ahora de la nueva llegada ya que oigo justo al lado de mi oreja. por lo que son gigantes para alguien tan pequeño como yo y. Tiene tantos músculos como él. maldito bastardo. Chicos. Sonriendo. Su cabello castaño es más largo que el de Zeke y lo lleva estilo despeinado como si hubiera estado pasándose las manos por él todo el día. Dee está en el cielo de la lujuria ahora mismo. Creo que me sonríe a mí. Lo miro y veo que tiene una gran sonrisa en la cara. No he visto a Greg tan feliz en mucho tiempo. Mierda. Es una vista perfecta del chico de la casa de al lado. me vuelvo para mirar a mi amiga y oh. comiéndomelos con la mirada. —¿Quién demonios es este dios del sexo? Déjale a Dee. Me doy cuenta que me he quedado sentada aquí. No es que esté haciendo unas buenas primeras impresiones con estos hombres. Por lo que sé. tiene que ser mi día de suerte. Abro la boca para hablar cuando oigo a Greg resonando. me siento y disfruto de mi ebria felicidad. presentar entre sí a dos partes de su ‘familia’. se notan. son agradables de ver. ¿acaba de salir eso de mi boca? Por las sonrisas satisfechas que tienen ambos en sus caras. son tan oscuros que parecen negros y sin fondo. sabe lo que quiere y parece ser que quiere a Beck. cuando oigo que Greg se aclara la garganta. sí. así que le devuelvo la sonrisa más brillante que tengo y empiezo a darme la vuelta para presentarme a mí misma a sus dos amigos. convertir Cage Investigation and Security en una operación a mayor escala. . Dos veces en un día. Hablando de agradable a la vista. ¿Greg solo conoce a hombres ardientes? Los dos llegan al metro noventa de Greg. Greg se vuelve y se da cuenta de que me he sentado y me agarra la mano. y una sonrisa cegadora con hoyuelos a ambos lados. algo que empezaron cuando dejaron los marines. trabajan para la misma compañía de seguridad en California. pero parecen más grandes y vistosos en él. Greg no podía esperar para fusionar su empresa con la de ellos. Ambos tienen cuerpos para ser venerados. Me vuelvo hacia Greg y veo que otros dos tipos buenos se han unido a la fiesta. —Pequeña. resonando. —Me presenta con una enorme sonrisa. Zeke es rubio y rapado casi al ras. Me recuerda a un modelo de Abercrombie. cabello de sexo. Ya que Dee está ahora ocupada con Beck. un gusto verlos —les digo. Oh dios mío. Su cara es dura pero amigable de una extraña forma que solo parece encajar con él. unos ojos tan azules que incluso bajo la luz suave del club. —Oigan chicos. lo hice. Estoy sorprendida de que no esté jadeando y frotándose contra la pierna de él. este es Zeke Cooper y Maddox Locke.

extiendo la mano para estabilizarme agarrando lo primero que encuentro. Me vuelvo hacia un lado. no es normal ser tan grande. Puede que este sea bajito. La mirada de shock y de algo más que no sé qué es. Amando y planeando. Ojos por los que he estado lamentándome los últimos doce años. no me habría pasado los últimos doce años echándole de menos tan ferozmente con cada fibra de mi ser. antes de sentir que el mundo empieza a girar y se rompe en pedazos a mi alrededor. Ja. Sintiéndome mareada. juro que escucho—: ¿Me estás jodiendo? ¿Isabelle es tu maldita Iz? Página Lo último que pienso. Me sacudo mentalmente y me reprendo por ir ahí. Termino de girar y termino mirando al pecho más grande que he visto en toda mi vida. este hombre me hace sentirme como una enana. Acabo de follarme con los ojos a este completo extraño. Beck. Ojos que he visto antes. Levanto la mirada y me encuentro con los ojos verdes más maravillosos que nunca he visto. incluso antes de saludarle. Zeke. está mirando sobre mi hombro con la boca abierta hasta el suelo.Dios. este último tiene que ser incluso más sexy que los demás. Bueno. Tomo una nota mental para discutirlo con ella más tarde. no parece que vaya a ser posible con esta casta de bombones. ¿Qué carajo? Parece como si se hubiera tragado una jodida mosca. Si no lo estuviera. Si los chicos antes de este me habían hecho sentirme pequeña. y le sonrío a Dee esperando expresar cuánta suerte acabamos de tener. hay otro de estos especímenes. No está muerto. ahora entiendo su asombro. . No puede estar pasando. Puede que esté fuera de juego. pero incluso yo pienso que es una forma rara de flirtear. Sé que sí. Todavía está al lado de Beck. creo que es Greg. Maddox y Reid. Tal vez no debía haber bebido esa última copa. ¿Cómo no le estalla la camiseta en pedazos? Sus brazos son tan grandes y poderosos que están poniendo a prueba la fuerza del botón negro del final de la camisa que está entre esos enormes hombros y escondido entre esos pantalones apretados negros de vestir. —¿Qué mierda? —masculla él en voz baja. Ojos que pasé horas mirando. Y justo antes de perder todo contacto con la realidad. unos pantalones que no hacen nada para disimular el bulto de buen tamaño. ha cubierto su cara. pero ya no tiene esa sonrisa coqueta. No perdí la última parte de él cuando perdí a su bebé en mi decimoctavo cumpleaños. es que Axel no se ha ido. gordo y que se esté quedando calvo. Mierda. Esto no está pasando. Incluso sus nombres son sexys. 38 Él se ha ido.

. porque MI Axel nunca diría mi nombre en ese tono tan despectivo. con tanto odio e ira.Página 39 Debo estar soñando.

como si estuviera al fondo de un largo pasillo. mi todo. Nunca nadie me ha excitado como él. mi Axel está aquí. Nunca nadie me ha amado como él. el lugar que nunca falla en hacer que mi cuerpo pase de estar cálido a estar hirviendo. Todo es perfecto. mi corazón. ¡quiero a Ax! Página —¿Izzy? Nena. Todo ha sido un sueño. mi amor. debe ser un sueño. ¿En dónde está Axel? Estaba justo aquí. La inmensidad de este momento me golpea como un camión Mack. ¿Por qué me está sosteniendo Greg? No debería estar aquí. Mis padres todavía están vivos. Axel. Los escalofríos instantáneamente comienzan a esparcirse por mi piel. Finalmente estoy de vuelta en sus brazos. siempre tocando mi piel como si el sólo contacto le hiciera sentir completo. ¿Cómo llegué aquí? Mi corazón se detiene y mi respiración se estanca en mis pulmones. Si cuerpo duro está presionado contra el mío. volviéndose lejano.—B ebé. Él está aquí. 40 —Bebé —dice su voz. —Bebé —canturrea en mi oído. Grandes sollozos sacuden mi cuerpo. Dios. Sólo una terrible pesadilla de la que pensé que nunca despertaría. . manteniéndome abrigada y cálida a su lado. Finalmente estoy de regreso en sus brazos fuertes. Esto no está bien. por favor despierta. —Escucho su profunda voz retumbar seductoramente mientras traza un camino por mi columna con sus dedos. Axel no me va a dejar. No quiero a Greg. besando justo detrás de mi oreja. amo cómo me despierta. Nuestro bebé todavía está a salvo en mi vientre.

Aunque mi mente no puede captarlas. Si Brandon está aquí no se detendrá hasta matarme esta vez. noto por primera vez que estamos en una oficina de algún tipo y estoy sentada en un largo sillón de cuero que está en un rincón. Puedo sentir cada músculo agarrotarse. Ese era el nombre. todavía estoy buscando a Axel. Tengo que correr. comienzo a arañar sus brazos. sé lo que puede ver cuando mira a los míos. Puedo escuchar a Dee ahora. Al menos pienso que son de aliento.. Mi corazón se acelera y mi respiración se vuelve superficial. Trato desesperadamente de encontrarle sentido a la situación. suena como si estuviera a millones de millas de distancia. Nadie me ha llamado así en dos años. Su voz está lo suficientemente amortiguada para que no pueda entender sus palabras. no lo diré de nuevo! —Escucho el tono de acero en la voz que no he escuchado en tanto tiempo. Nadie que me conozca usaría ese nombre. con su tono suave y lento.Mi llanto se intensifica y puedo sentir su cuerpo tensándose. que Brandon usaba conmigo y siempre era seguido por su puño o pie. ¿Me escuchas Isabelle? ¡Voy a hablar contigo! —continúa retumbando a través de la puerta de la oficina que Maddox protege. Tengo que esconderme. Puedo escucharme. Finalmente me calmo. miedo y terror puros. Greg todavía me está sosteniendo fuertemente en sus brazos. tratando lo mejor que puedo de alejarme. . Miro hacia Greg. Quiero ese sueño de vuelta. suplicando y rogando que por favor me lleve con Axel. el único nombre.. Suena casi salvaje. Ese es un tono que nunca escuché a su voz tomar—. Voy a volver a entrar allí. —¡Apártate de mí jodido camino mujer. pero su tono claramente venenoso alcanza mis oídos. mi cuerpo se pone rígido. tuve que ser admitida en el hospital porque no podía calmarme. Jadeando para coger un poco de oxígeno para mis pulmones. intentando descifrar cómo calmarme. sólo algunos estremecimientos en mi respiración escapan de mi cuerpo. con lo que supongo que es una mirada de confusión. delicado. No podré sobrevivirlo una segunda vez. no puedo respirar. ¿Cómo pasó esto? Mirando alrededor. Cada hueso parece haberse vuelto de piedra y los temblores comienzan a hacer su camino en mi cuerpo. Me regresa la mirada con una pequeña sonrisa forzada. Maddox está parado junto a la puerta como un guardia. Sé que no tiene sentido alguno pero parece que no puedo averiguar cuál es la realidad y en dónde dejé a Axel en mi niebla. Miro hacia los ojos preocupados de Greg. y nadie se atrevería. Le estoy suplicando a Greg. El miedo de estar de regreso en ese lugar y terror de que Brandon por fin me haya encontrado. susurrando palabras de aliento en mi oído. debo de sonar ridícula con mi balbuceo histérico. 41 Ante el sonido de mi nombre completo. su cara ha perdido el pequeño toque amistoso que tenía antes y ahora tiene una expresión fiera de rabia pura. Página Dios. ahora que finalmente mis sollozos de dolor se han detenido. no puedo perderlo de nuevo. La primera vez que Dee me llamó así después de que dejé a Brandon.

toma mis piernas y las acerca a mi cuerpo antes de poner su brazo allí fuertemente. Tal vez es el hecho de que no quiero que esta nueva persona vea lo jodida que estoy. Hago mi mejor esfuerzo por acercarme a su calidez. Mirando hacia arriba. Ambos sabíamos que no estaba bien. estaba muy lejos de estar bien. —Greg suavemente le hace la petición a Maddox. pero finalmente me calma lo suficiente para sentir que el estrés y el agotamiento de la situación comenzar a superarme. —¿Estás bien. no desde los meses después de dejar a Brandon. Me siento casi infantil en sus brazos mientras comienza a tararear en un tono lento. pero nada me hace sentir mejor. Después de que presenció por primera vez uno de mis ataques de pánico. me encuentro con las oscuras profundidades preocupadas en que se han convertido los ojos de Maddox.—Carajo —escupe Greg—. ven aquí hombre. Lo estaba llevando tan bien. entonaría tal risa. Mantuvo sus ojos de halcón en cada movimiento. Desearía tener las palabras para asegurarle que estoy bien. Si pudiera. Supongo que ha tenido suficiente de verme desmoronarme. Agárrala por segundo para que pueda golpear a ese hijo de puta en la maldita cabeza. pero sería una afirmación hilarante. Bajo mi cabeza en el pecho de Maddox y espero por un milagro. dejando el pánico atrás y finalmente viendo un poco de paz. dispuesta a calmar mi corazón. intentando casi meterme dentro de su cuerpo. no se alejó de mí por días. No puede ser fácil para él ver los efectos secundarios de una mujer golpeada y rota. Sintiendo finalmente algo del pánico desvanecerse. bien podría estar en otro país. Casi puedo ahogarme en el terror inducido por el recuerdo. chica? —No —le susurró. ¡Con un JODIDO carajo! —Me está acercando más a su cuerpo. Página Pero no creo que vaya a estar bien alguna vez de nuevo. sólo esperando a que me derrumbara. Tal vez es su calidez o la forma en que este hombre enorme y rudo me sostuvo fuerte y comenzó a cantar suavemente por lo bajo. la crisis de ayer después del "regalo del infierno" fue la primera vez que he sentido las garras del miedo agarrarme en meses. tratando con gran desesperación calmarme. —Carajo —retumba Greg de nuevo. Siento como si mi cuerpo estuviera siendo llenado con hielo. De hecho. llenando completamente mi alma de miedo gélido. está apoderándose por completo mi cuerpo y mente. —Locke. recuerdo. No había tenido un episodio como este en un largo tiempo. Siento mi cuerpo ser levantado y luego colocado en un nuevo par de manos de acero. Suena tan preocupado. Nunca esperé que él y su rudo exterior fuera tan comprensivo y atento. Maddox pasa un brazo por mi hombro y me acerca a su pecho. tomo lo que parece ser mi primer bocado de aire en horas. 42 Qué pregunta tan absurda. .

ella ya no es mía. ¿Mi maldita Izzy es la amiga de Greg que necesita ayuda? No. Isabelle West. eso no está bien. Todavía recuerdo hace algunos años cuando llamó. cuando no pudo soportar unos cuantos meses. Dejó de ser mía el día en el que finalmente la encontré. las cosas están fuera de control. Siempre había hablado de esas dos chicas como si fueran reinas. hasta ayer que entró en crisis por una fotografía en el correo. Pero. Y no en el tipo de problemas que una chica necesita estar. Durante nuestra rápida reunión ayer. ¡Joder! ¿Cómo es posible que la Isabelle que conocí todos esos años atrás es la misma mujer sobre la que Greg me habló ayer? Describió a una mujer asustada. me dio los detalles del muy confuso asunto. Los chicos y yo lo habíamos molestado bastante durante un tiempo. ya que le gustaba tanto estar coños. Ahora todo lo que quedaba era establecerme con Greg y familiarizarme con sus casos. Había comprado mi casa y acabábamos de cerrar el trato del espacio de la nueva oficina. Demonios. explicó que su chica estaba en problemas. casada con otro maldito hombre. Todavía estoy asombrado ante esta situación. Beck y Coop de venir y comenzar en Georgia conmigo. Finalmente transferí las operaciones de la costa este de Corps Security hace unos pocos días.Axel Tiene que ser una puta broma. Pero recuerdo burlarle sin humor del nombre ayer. ¿Cuáles son las posibilidades. . joder. Me la explicó. 43 No me dijo su nombre completo. diciéndole que cediera sus bolas. Greg dijo que no había sido gran problema. Había estado viviendo aquí por dos años y durante los últimos seis meses ha tenido una batalla de tira y afloja por un divorcio. el ex suena como un maldito enfermo. Hay un sin fin de casos atrasados de personas pidiendo consultas para trabajos de investigación. diciéndonos que tenía que ir a Carolina del Norte y ser un jodido un caballero blanco. después de todo este tiempo? Isabelle West. en los tres años que fue mi chica tuve dificultades evitando que ese espíritu me dominara. aunque desearía recordarlos. Cuando Greg me habló ayer para tener una charla. lo último en que pensé fue que Iz pudiera ser la mismísima. Tenía una muy buena amiga escapando de un mal matrimonio. no sabía qué tan malo todavía. De ninguna jodida maneraesta es la misma chica. con suerte no requería mucho convencer a Locke. El bastardo no la quería dejar ir. y suficiente amenazador como para decirle que hay que hacer algo. Siempre hablaba de sus dos chicas aquí en Georgia. No tuve el tiempo ayer para sentarme y obtener los detalles. La Izzy que conocí nunca permitiría que una persona destruyera su espíritu. inocente y muy rota. Dejó de ser mía cuando no pudo esperarme. Estaba tan llena de vida y felicidad. No recuerdo los detalles. y rápidamente salté a mi camión y me dirigí al este. sólo recuerdo que él no estuvo en contacto hasta un mes después. malditas Página He conocido a Greg casi por una década. puesto que estaba en medio de una mudanza desde el otro extremo del país y acomodando la tienda con Greg. la llamó Iz.

hablaré con ella y te concretaré algo. Al demonio con eso. hermano.. G? Página —Mira. Ayer fue lo suficientemente difícil pero Dee y yo hemos sido capaces de mantenerla tranquila. Iz terminará yéndose de aquí en una ambulancia. de nuevo. —¿Pero quién carajos te crees que eres. Has sido mi hermano durante un largo tiempo pero Iz. Puede que no tenga una madre pero incluso yo sé cómo respetar a las mujeres. metiéndose justo en mi espacio personal—. —¿Qué quieres decir con tu chica. Honestamente no creo que alguna vez lo haya escuchado decir algo negativo de alguna de ellas. ¿En dónde demonios está el pequeño duende que Greg dijo que irradiaba alegría como una jodida hada? —¡CARAJO! —rugí—. bien. te mataré. Lárgate de aquí. Justo cuando estoy a punto de cargarla y quitarla de mi camino. —Tú —apunta a mi pecho. ni siquiera con el paquete de ese maldito enfermo se puso así. aunque esta. Jesús. Esta pequeña pieza de chica está bloqueándome la oficina del dueño del club. como si fuera a deshacerse de cualquier amenaza que intentara pasar sobre ella. sabes que te respeto. pero será en sus términos. la puerta se abre y sale un Greg Cage con la cara roja y arrojando chispas. en este mismo instante. pero no hasta que me digas cómo conoces a mi jodida chica. todavía no puedo calmarme. incluso si tengo que quitar físicamente a esta mujer de mi camino. No esta noche. Incluso cuando tengo el pequeño pensamiento en lo más profundo de mi mente de que haría lo mismo en sus zapatos. parecen tan confundidos como yo por toda esta situación. Greg? Porque seguro que suena como que estás hablando en código. Escúchame. Qué. Vaya mierda.Madres jodidas Teresas. no cuando está luchando contra cada demonio que vive en su alma. Carajos. —¿Cómo esta pequeña mujer de circo piensa que va a impedirme romper esa puerta en astillas? Miro hacia Coop y Beck.. pero cuando se trata de ella. Demonios.. 44 Suspirando profundamente. Puedes ser más grande que yo. puedo ver lo mucho que este cara a cara le está costando. incluso pondría a prueba la paciencia de un maldito santo. —Sí no te largas. . Necesitas largarte ahora. Reid. no está en un buen momento ahora mismo. Pero. ¿Qué mierda? —¿De qué demonios estás hablando. Apártate de mí jodido camino mujer. Toma una inspiración profunda. voy a entrar a esa maldita oficina. Si quieres hablar con ella. que intentara alcanzar a Isabelle. diciéndome que no puedo hablar con ella? —Puedo sentir la vibración de violencia contenida corriendo por mis venas.. Reid. me mira directamente a los ojos y escupe palabras que casi detienen mi corazón. Estoy cansado de jugar limpio.

G? —Dame el gusto. No tengo idea alguna de lo que está pasando aquí. y un futuro trazado y listo para empezar. No he la he visto o escuchado de ella desde entonces —respondí con una calma que no sentía. ¿Qué demonios está pasando aquí? Están actuando como si Izzy fuera un pájaro herido. Los ojos de Greg se encendieron instantáneamente. hermano. ¿por cuánto tiempo has conocido a Iz? —Puede sonar neutral pero sus ojos parecen estar comunicando silenciosamente que si no le gusta mi respuesta. 45 Mirando alrededor. Finalmente. Me sostiene la mirada por un largo rato. después de su larga mierda quita aliento. de ninguna manera esta es la misma chica que conocí. —¿Por qué importa. y después de un momento de silencio gruñó—: No la llames Isabelle. No en lo más mínimo. Coop y Dee clavados en mi espalda. no podré hablar con Izzy. parecen tan confundidos y sorprendidos como yo. Mi trasero está entumecido. Una pieza que un idiota se llevó y no me va a dar. Nunca. Miro a mi reloj y noto que sólo ha pasado media hora desde el comentario críptico de Greg. A excepción de Dee. y prácticamente puede verse los engranes trabajando a máxima capacidad. estuvo triste porque me fui al entrenamiento básico. preparándome para esperar el tiempo que tome. no me he sentido así desde hace mucho puñetero tiempo. Teníamos planes. pero sabía que iba a regresar por ella. sueños. Qué difícil pregunta. como si intentara encontrar una solución para la paz mundial o algo por el estilo. Siento como si le faltara una pieza a mi gran rompecabezas. ¿Por qué está actuando como la parte lastimada? No fue ella la que llegó a casa seis meses Página He estado sentado aquí en el pasillo por lo que parecen horas. . —Entonces se gira en sus talones y me deja parado en un silencio atónito con los ojos Beck. retrocedo y me dejo caer en el suelo duro. no tengo idea de si es por estar sentado aquí o por la música vibrando por el suelo debajo de mí. con un tono neutral dice—: Reid. sólo dame el maldito gusto. ¿Qué demonios? ¿Qué le pasó a la chica de diecisiete años con estrellas en los ojos que dejé atrás hace doce años? Seguro. Greg me está mirando boquiabierto. ¿Por cuánto tiempo la has conocido? Enderezándome en mi altura de metro noventa. tratando al menos de darme un poco de ventaja miro hacia a él con una idéntica expresión severa. —He conocido a Isabelle por dieciséis años y hace doce años cuando me fui de casa dejé mi corazón en su maldita palma.Debo de estar actuando como un maldito idiota. ¿Qué demonios está pasando allí adentro? No me gusta ese sentimiento abrumador de impotencia. tratando de liberar algo de tensión de mi cuerpo. Miro hacia mis botas y me comienzo a frotarme el cuello.

En mi mente llena de amor. Pero ¿lo mostraba? No. La había conocido el primer día de mi segundo año. listos para ver el mundo. El único problema era que 46 Izzy y yo éramos lo que se le llamaría un cuento de hadas. No había ninguna pista que me llevara de vuelta con mi chica. como todo lo relacionado con el gobierno. Top secret del más alto grado. dándoseme un completo cambio de vida. y tener a mi familia completa. había estado fuera por tres largos y difíciles meses. sólo para encontrar que se había ido. Estaba tan emocionado de finalmente abrazar a mi chica. Un día llegue. Me volví frenético en mi búsqueda. todavía creía que estaba esperando. Sabía que sería el candidato perfecto para los marines cuando me registré. Todavía puedo sentir el asombro de cuando el operador me informó que su número había sido desconectado. recordándome lo difícil que sería no decirle nada a mi chica. Adam y Holly West eran personas grandiosas y supe que Izzy debía de estar sintiéndose muy mal. Recuerdo el día que regresé a nuestra ciudad natal Dale. Página Ella venía de una gran familia. no mi Izzy. saber que había estado dolida y sola. marchó hacia la preparatoria Dale con sus hombros erguidos y su cabeza en alto. ella sabía lo que esto significaba para mí. si crees en esa mierda. . Había recibido mi primera carta de Izzy ese mismo día. Tenía una nueva familia ahora. Era bueno. Y con solo una mirada supe que sería mía. no podía decirle a un alma. Sus ojos verdes pálido fijos hacia adelante. ella era mía y yo era suyo. Estaba atónito cuando supe de sus muertes. Desde ese momento. El entrenamiento básico no fue nada de lo que esperaba. pero finalmente estaba en casa por un tiempo. un pez completamente fuera del agua y aterrorizada. pregunté. jodidamente bueno y me querían. había desaparecido en el maldito aire. y el siguiente fui llevado a una sala de conferencias. Sabía que tenía familia lejana. cansado pero emocionado por finalmente tener a esta chica en sus brazos de nuevo.después. No podía esperar para llevar a Izzy a ese rebaño. El único problema era que. sus padres eran del tipo que un niño sueña. viviendo con los padres de su mamá. cuando le hablaron en el funeral de sus padres permaneció en silencio. No les importaba que su única hija se hubiera enamorado del chico acogido. en Georgia. Con nadie a quien preguntarle. Y créeme. Dijeron que se había encerrado en sí misma. o Carolina del Sur. Ella había sido una asustadiza del primer año. aunque me conocía. ella me amaba y ellos también. pero nadie parecía saber en dónde vivían. Eso me mató más que cualquier otra cosa. sin importar de donde vinieran. Todos sus amigos dijeron que había quedado devastada. como un zombie. ahora sólo me preguntaba en dónde. Las cosas con los Marines eran intensas. aceptaban a todos y a cualquiera. Le escribí una carta con un montón de corazones y flores y se la mandé el mismo día que me fui al entrenamiento especial. Simplemente había estado sentada allí mirando al vacío. La única cosa que pude averiguar fue que estaba en Carolina del Norte. Cuando finalmente pude llamar a casa. Tenía poco tiempo antes de tener que volver a entrenar. sólo que no esperaba subir tan rápido. una banda de hermanos con un lazo irrompible. Y se había ido. sólo me quedó rezar para que mi chica me conociera y conociera nuestro amor lo suficiente como para estar allí cuando yo volviera.

No descansé durante cuatro largos años. nadie me volvería a tomar por tonto por amar. me sentí como si me hubieran disparado justo en el jodido corazón. No cometería ese error de nuevo. pero todavía determinado en encontrarla. Isabelle West-Hunter se había casado hace cuatro meses. regresé a la base confundido.nadie sabía el nombre de soltera de su mamá. Encerrado a prueba de fuego y hundido en lo más profundo de mi cuerpo. Página 47 Desde ese momento. Cuando me dieron las noticias. Casada. Moví cada hilo y puse cada centavo que no tenía en encontrarla. . especialmente no una perra como Isabelle West. mi corazón estuvo completamente cerrado a cualquiera. Mi información era superficial pero me aseguraron que se veía feliz y saludable. Mi chica estaba casada. Sin más respuestas y con mi tiempo en casa agotado.

sus brazos todavía no habían aflojado su fuerte agarre. *** Sí. Ni siquiera puedo contar cuántas veces este hombre ha sido mi piedra. Me desperté diez minutos después. bueno. ponte en la fila. La mirada de pura rabia en los ojos de Locke me detiene antes de levantarme de mi lugar. cuando Greg entró apresurado a la oficina. Así como son las primeras impresiones. En un segundo estoy sonriendo y al otro estoy desmayándome a sus pies. Página Escucho la puerta abrirse e inmediatamente me enderezo de mi posición doblada en el suelo. Aunque ahora no había duda.Izzy E n algún punto debí de haberme quedado dormida contra Maddox. No es un hombre que muestre emociones. Maddox es un hombre callado. Puedo ver la rabia desaparecer de su cara. aun cuando incluso sé que debe de tener preguntas. Un nuevo sollozo sube mientras rápidamente me bajo de Maddox y me apresuro a los brazos protectores de Greg. Debe de estar pensando que estoy demente. Me está lanzando fuego directo a los ojos. —Ven aquí. mucho menos lo que estaba sintiendo. bebé. La emoción que había estado disfrutando se fue hace tiempo. pero el silencio es lo que necesito. 48 Axel . No me está forzando a hablar. instantáneamente. recogiendo mis pedazos y no deteniéndose hasta que ha pegado cada pieza exitosamente en su lugar. creo que está perdurará. Mi fuerza y mi soporte. mantiene su calmante tarareo y fuerte agarre. nunca. ¿Qué está pasando ahora? Sé que todavía estamos en Carnal. nacen finalmente la calma y la comprensión. puedo oír el lejano zumbido del bajo surgiendo del piso debajo de nosotros. Greg finalmente deja de andar y murmullar y mira hacia mí. no ha dejado de caminar de un lado a otro desde entonces. ni siquiera puedo recordar la última vez que pude decir lo que estaba pensando. No tuve que razonar mucho para saber que estaba enojado conmigo. empacó y se dirigió a México con un boleto de ida sin regreso. Joder. hijo de puta.

por qué no me había esperado. y mi único pensamiento había sido llevarla a una cama y recorrer esa línea con mi lengua hasta que estuviera bien enterrado entre esos muslos blancos. Mis ojos recorrieron su columna. feliz con la vida y pasando el rato con sus amigos.Me había calmado solo ligeramente durante los últimos cuarenta y cinco minutos aproximadamente. Sólo estoy buscando una pelea ahora. el asombro y la confusión. que TÚ pareces haber provocado. Todo lo que tomó fue una mirada a su cuerpo apretado y sexy como el pecado. —¿Qué carajos estás mirando así. Ni siquiera sabía quién era entonces y la atracción era así de fuerte. Mi mente demandaba respuestas. quería lanzarla sobre mi hombro. —Te estoy viendo a ti. Cuando entré el bar. Quería saber por qué. Miedo. Lo último que esperaba que hiciera si alguna vez la volvía a ver. —Acabo de sentarme allí sosteniendo a una chica que no conozco. era caer desmayada al suelo. Y entonces ella se giró y me congelé en el camino. Tan duro estaba mi pene que dolía como nunca había sentido en años. por qué se había casado con otro. mi calma no iba a regresar completamente. Incluso con mi rabia de verla tocar abiertamente a los hombres que consideraba hermanos. ladea la cabeza hacia un lado y me siento atónito de nuevo esta noche cuando finalmente abre su boca. acercándome a ese firme trasero. arrastrarla y demandar respuestas. Reid? Una mirada a tus ojos y esa gran sonrisa brillante murió. Era como un toro rabioso siendo liberado con un sólo objetivo a la vista. 49 —¿Qué carajos? ¿Hay alguna razón por la que estás encabronado? . Su sonrisa murió. No podía superar el haber visto su impresionante cara. No se requiere pensar mucho para saber que estoy viendo tu estúpido culo de imbécil —me gruñe. ¿entiendes eso. Locke? —le escupo. había superado mi rabia inicial. En su mayor parte. Había esperado por este momento durante doce putos largos años. una cara que ha consumido mis sueños y ha acechado mis recuerdos por mucho tiempo. ¿Captas eso? Me senté allí y dejé que básicamente arrastrara a mi cuerpo con nada más que miedo rezumando de ella. Se le fue la vida por completo de sus ojos y su cuerpo cedió. no podía evitar que mi pene intentara romperme los pantalones. una chica que no hace ni una hora parecía que estaba en la cima del puto mundo. revestido por esa tela roja ajustada. El asombro me mantiene en silencio. vistiendo casi nada y me encontré a mí mismo inmediatamente intentando acomodarme. No me siento con ganas de lidiar con más de esta mierda. me volví fiero. cada delicada curva en su piel expuesta. Esa mujer feliz de antes ya no está y me encantaría saber cómo es que tú eres la razón. Me sentía razonablemente seguro de que estaba lo suficientemente en calma para estar en la misma habitación con la única chica que había amado e intentar escucharla.. Aún estaba entusiasmado por otra razón y no tenía nada que ver con la rabia. Página Me mira directamente.. gruñe con tanta ferocidad que estoy momentáneamente sin palabras. hijo de puta. justo como siempre había sido. No. La lujuria se fue de golpe y en vez de llevarme a este sensual pedazo de trasero a la habitación vacía más cercana.

No tienes idea de lo que está pasando. No creo que dos minutos de su puto tiempo sea mucho pedir. miro hacia Locke de nuevo. . una puta Midol? Suspira suavemente. repetidamente. tengo que decir. te preguntaré una vez más. Puedo sentirlo. en parte con rabia. Juro por Dios que esta perra necesita calmarse. ¿Quizás tú puedes orientar a este bastardo? —Siento que las paredes alrededor de nosotros podrían haber caído con ese estallido de rabia mío. ¿eh? Han sido doce jodidos años. así que si quieres respuestas. pequeña niña. Esa mujer está sintiendo el peso del mundo en sus hombros. Miro hacia Dee. —¿Disculpa? ¿Esa es la chica que te dejó? ¿La misma que afirmas que es una perra con corazón de hielo? Porque. Parece como un maldito pez fuera del agua esforzándose por respirar. Sacudiendo la cabeza. ¿estás seguro de que esa es la chica que te dejó? Escucho otro jadeo a mi izquierda. Me jodió y desapareció. No es historia mía para contar. ya que no la he visto ni oído de ella en doce años. Otro jadeo a mi izquierda. no estarás aquí y harás tu mierda. Entonces. —No puedo. necesitas algo? ¿Agua. desintegrando la frustración y la rabia de su rostro. Está temblando tan violentamente que hubiera caído al suelo si la hubiera soltado. —¿Qué demonios importa ahora. —¿De verdad. Estoy seguro que a su esposo nunca le importara. En cualquier segundo mi cabeza va a explotar. Tal vez. y me mira con simpatía. no te entiendo ni una mierda. una silla. si quieres que entienda una maldita palabra puedas darme una pista —le gruño como respuesta. —¿Estás bien? Su mandíbula está abriéndose y cerrándose. Reid. que la mujer que acaba de entrar en crisis en mis brazos no es una perra con un corazón de hielo. y con puro dolor. pero estoy tan encabronado que no veo otra cosa más que rojo en mi visión. Tan asustada que está temblando. 50 Su boca se cierra de golpe y una línea delgada se forma antes de que se meta en mi espacio. Parecía que había visto a un fantasma. ¿quieres saber de qué carajos estoy hablando? Hay una mujer allí adentro que parece como si su mundo hubiera acabado. ni una. hablando en círculos con ustedes mismos. —No podría decirte. Estaba perdida y asustada. No tengo tiempo para esta mierda. ¿Me entiendes? —Seguido de ese estallido me da unos piquetes en el pecho. le estás preguntando a la maldita persona equivocada. —Escucha grandote. —Sé que estoy dando un golpe bajo. Axel. parándose de puntas en un intento de mirarme a los ojos. —De acuerdo. Me está mirando en parte con confusión. pero te puedo jurar que esto es más grande que tu necesidad de una "charla". Página —No.Unos sorbidos a mi izquierda me distraen y miro hacia Dee. —¿De qué carajos estás hablando? Esta es la misma mierda con Greg.

Espera un minuto. no tienes derecho a decir nada. —¿Cómo carajos sabes mi nombre? No me he llamado Axel por un largo tiempo. todavía es la chica más hermosa del mundo para mí. pero como dije. Es de ella. entenderías lo que quiero decir. Lo único que estoy viendo en este momento es el reporte que leí hace ocho años. Coop deja salir una risa ruidosa antes de aguantarla. esa perra es muy fuerte para ser así de pequeña. Parecen decididas a aliarse para proteger a la pequeña cobarde detrás de las puertas cerradas. Sólo que nunca pensé que vería el día en el que necesitaría contarla. Maldición... por alguna razón desconocida. desde su mentón hasta sus muslos. 51 —Le diré. bueno. veo a Beck y a Locke con ojos sorprendidos y sonrisas burlonas en sus rostros. Hasta que sepas qué está pasando.. mierda. Sacudiendo mi cabeza en exasperación. Antes de enderezar la cabeza. Puedo decir que ella estuvo llorando. —Toma. coqueteando con cualquiera que le hable? —No puedo detener la mierda que está saliendo de mi boca y estoy muy lejos de importarme lo que estoy diciendo. no me digas. —Oh. —Está bien. incluso con mi confusión. Miro hacia su cara atónita—. escupo la sangre que provocó su cachetada en el suelo. cuando escucho la puerta de la oficina abrirse de nuevo.. siento como si hubiera entrado a la Dimensión Desconocida. Incluso con todo eso. —Por supuesto que sé lo que pasa. mierda. No lamento eso. vestida así. —suelta con desprecio.. Si entiendes lo que me estás pidiendo. . Página Abro mi boca para lanzarle una nueva. obviamente no llegaré a ningún lado con estas personas. —Hijo de puta. así que si alguien sabe lo que está pasando. ¿Por qué mierda fue eso? —retumbo. no puedo detener la rabia que se me sube cada vez que pienso sobre quién estamos peleando. De nuevo con esa mierda críptica. Siempre la ha sido. entiéndelo de una vez. pero no te haré ninguna promesa. sexo. y tapada con su chaqueta. noto una mano pequeña en mi mejilla. Parece que ella no es la única que piensa que merecía eso. ¿su jodido esposo sabe que ella está fuera. corazón. y el hijo de puta de Greg Cage sosteniendo el cuerpo al que pertenecen. —Apunta hacia la puerta cerrada—. no es mi historia. pero sé lo que hay debajo. pero déjame preguntarte esto. Mirando más allá de ella.. puro sexo. supongo que eres tú. Antes de que siquiera pueda registrar lo que va a pasar. saco una de mis tarjetas y se la extiendo a la protectora de Iz.. pero necesitas vigilar tu boca y lo que dices sobre Iz. Estoy completamente perdido ahora. diciéndome que mi chica no me había esperado. dale esto y dile que me llame. Alcanzando detrás de mí y sacando mi billetera. está una Izzy dormida. Situada contra su cuerpo. Ni una sola cosa. Lo primero que veo son un par de zapatos más sensuales que he visto seguido de las mejores piernas para enroscarse en mis caderas. sus ojos están hinchados y rojos.. Su chaqueta cubre cada pulgada.

Me quedo parado allí.. viéndose completamente pisoteada. Siempre parece preocuparse cuando voy a deslizarme a ese lugar oscuro en el que estaba cuando me encontró. Asimilándola toda.. déjame decirle al cgorila que abra la puerta de al lado. simplemente no sé qué decir. pero no puedo permitir que me trate con guantes de bebé todo el tiempo. Vamos a llevarla a casa. jadeo—. Si tuviera idea de que el Axel del que me hablaste era Reid. ¡Tuvo su oportunidad de venir hace AÑOS! ¡Años! No es como si no le hubiera dicho Página —Greg. Oh por Dios. e Izzy. G? ¿En dónde está Dee? —Haciendo una pausa. 52 Maldiciendo por lo bajo. En mi casa. —¿Qué? ¿Lo hubieras hecho venir a mí? Un poco demasiado tarde para eso. Parece que todo mundo sabe lo que está pasando ahora mismo. Greg.. ¿realmente estaba allí? ¿Axel? —Iz. dejándome parado con Locke.. G. caminando con Dee para encontrar al guardaespaldas mágico con las llaves. pero entonces recuerdo y me incorporo rápidamente. Incluso con toda mi rabia. mirando hacia la nada. por fin. desvía la mirada. todavía la deseo. para no tener que sacarla por enfrente —responde débilmente. Veo a Beck y Coop salir por un lado. no. reclamar lo que es mío. Greg me ignora por completo. Mirando hacia mi reloj.Mis brazos mueren por arrebatársela. todos excepto yo.. Ya tienen tu camioneta estacionada allí. en mi habitación. algunas veces también yo me preocupo. ¿sí? —Claro. pero si conozco a Greg está montando el tren de la culpa. *** Izzy Abro mis ojos cuando siento que alguien me recuesta. los abro lo suficiente como para ver a Greg viéndome con su ceño fruncido. solo mirándola. veo que ya casi son las cuatro de la mañana. nena. Mira hacia a Dee y dice suavemente—: Se ha calmado. G. la chica que no dejaría que nada la derrumbara.. La gran pregunta flotando en mi cabeza no es dónde ha estado y por qué se fue.. No mentiré. por favor. por favor sólo sé honesto conmigo —le suplico. completamente inmovilizado. Sólo desearía saber qué hice para ganarme esa mirada de desprecio. . —¿Cómo llegué a casa. Los dos me están mirando como si fuera el chico malo aquí. Me toma un segundo. quiero saber qué le pasó a mi Izzy.. No tengo idea de qué pasa por su cabeza. Nadie pensó en darle una pista al pobre idiota de lo que provocó esta escena. hace diez minutos. noto lo exhausto que se ve. —Se calla. como si ni siquiera estuviera parado frente a él.

puras jodidas mentiras. no estaba. y la persona fuerte y heroica que debió haber sido. Sabía lo vulnerable que había estado cuando entró a mi vida. ¿en dónde estaba? ¿Eh? ¿En dónde estaba cuando lo necesitaba? Todas esas veces en las que lo necesité. Recuerdo ver a los actores prometerse amor eterno uno al otro. vivió como un traidor. estábamos viendo películas. perdida y tan increíblemente sola. Estaba esperando. ¿Sabes qué me dijo? Me dijo que estaba en un mejor lugar sin mí. pero puedo decir que está luchando contra eso. Siempre me decía que Axel nunca hubiese querido que sufriera por él. El peso del regreso de Axel es demasiado. Pensé que estaba muerto todo este tiempo. Esperé por años y hubiera esperado para siempre. Sabía de la profunda devastación que sentí cuando perdí y perdí y perdí aún más.cómo encontrarme. ¿Cómo se supone que debía de tomarme eso? Greg da marcha atrás y comienza a andar de nuevo. lo sabes. . su madre adoptiva. He llorado por haberlo perdido y por haber perdido lo nuestro durante tanto tiempo. Sabe todo sobre mi pasado con el infame Axel. que nunca nada los separaría. Greg sabía todo lo que había que saber sobre mí. Cuando finalmente dejé de luchar. Se quedó sosteniéndome durante casi dos horas. 53 Axel no murió como un héroe. el rico. era algo estúpido y cursi. Sólo me encerraba en mí misma y pensaba en él y en los momentos que tuvimos juntos. Brandon. No tengo idea de qué está pasando por su cabeza ahora mismo. nunca le había dicho el apellido de Axel. Mentiras. hasta el día en que se fue cuando tenía diecisiete. Solo quería asegurarme. Pero. Le dije sobre cada maravilloso recuerdo que compartimos durante esos tres años. tan estúpido como suena. Página Todos los sueños que teníamos. no tengo idea cuál película. Entonces le dije sobre mis papás. sin saber que él era el diablo disfrazado. me sentó y demandó que hablara. lo había necesitado tanto—.. lancé mi copa de vino a la televisión. Doce años de sentirme vacía. todo parecía una gran cachetada en la cara ahora. exitoso y guapo. —Puedo sentir la rigidez de la rabia formándose en mi estómago—. Así es. Le dije todo desde el día que conocí a Axel a los catorce. durante doce años pensé que el chico que amé se había ido para siempre. Siendo un ex militar siempre había simpatizado con el Axel del que le hablé. Era mi salvación en lo más profundo de la oscuridad. Él era la única razón por la que sobreviví a las manos de Brandon. y luego las fiestas. Sabes que regrese a ver a June. Y entonces entré en crisis. Greg tuvo que mantenerme quieta por la fuerza hasta que pude calmarme. Dejé la dirección de mi abuelo con su mamá adoptiva. hace un año. seis meses después de que dejé a Brandon. Sabía cómo y cuándo conocí a Brandon. pero de todo lo que había compartido. las promesas que habíamos hecho. Recuerdo una noche muy mala para mí. Greg. chillando y gritando sobre cómo todo el mundo se va y nada es para siempre. —Estoy llorando de nuevo y no parezco poder detenerme. Supongo que esta bomba fue un gran golpe para él. el bebé..

—Sabes qué, no importa. ¿Cómo podría explicar esto, G? No puedo ir allí, no puedo
regresar allí; no con él. Nada de lo que diga curará las heridas que me hizo. —La derrota y
una melancolía abrumadora han echado raíz.
—Iz, no sé cuáles son sus razones. No siento que esto fuera intencional, bebé, en
verdad. Hablé con él, vi su cara y parecía completamente perdido. Ni siquiera creo que
haya relacionado que tú eres la persona de la que le hablé ayer. Hay algo faltante. Solo que
no sé qué.
—¿Perdido, Greg? ¿Estás bromeando?
—No, bebé. Por mucho que me duela decir esto, realmente creo que deberían de
sentarse y hablar.
—¿Qué? De ninguna manera, Greg. No tengo nada que decirle, ni una sola cosa.
¿Viste lo furioso que estaba? Ni siquiera vi su cara pero pude escucharlo. Pude sentir la ira
en su voz. Está actuando como si yo hubiera hecho algo horrible. ¿Qué es tan horrible en
amar a alguien?
—No lo sé, Iz. Sólo creo que hay algo que decir para dar el cierre... para ambos.
¿Cierre? Me río conmigo misma mientras estoy recostada contra la cabecera. Este
hombre ha perdido la cabeza si piensa que puedo, quiero, o tengo que sentarme con Axel.
No puedo, sólo no puedo. Tiene que ser una cruel broma de arriba. Sabía que estaba en lo
cierto cuando dejé de rezar. Nadie que te lanza tanta mierda es confiable.
¿No había pasado ya por suficiente? Acababa de comenzar a sentirme normal de
nuevo. ¡Demonios, acababa de dejar de ver a mi terapeuta un mes atrás!
—Sólo vete, G. Por favor, sólo vete.
Me giro y me cubro hasta la cabeza con las sábanas y lloro suavemente en mi
almohada. Escucho la puerta cerrarse y las pesados pies con botas apresurándose por el
pasillo, seguido de suaves murmullos.
Justo cuando estoy a punto de dormirme, siento unos delgados brazos envolverme,
agarrándome fuerte.
—Te amo, Iz, superaremos esto.

Página

54

Las palabras de aliento de Dee son la última cosa que escucho antes de caer en un
sueño sin descanso, esperando encontrar algo de paz.

—D

ios, Izzy, te sientes tan jodidamente bien envuelta alrededor de mi
polla. Tan… jodidamente… apretada. —Habla con voz ronca
mientras empuja su larga y gruesa longitud lentamente en mi
cuerpo—. Nunca sentí nada tan bueno como tú.
Sus manos se aprietan en mis caderas mientras su ritmo se acelera; su poderoso
vaivén está frotando mis erectos pezones de la manera más deliciosa contra sus sábanas.
Clavo mis dedos en las sábanas, intentando, sin éxito, mantener bajos mis gemidos. Todo
lo que quiero hacer es gritar de placer con cada golpe, y con cada movimiento de sus
caderas. Da un buen empujón, la generosa punta de su polla golpea mi cuello uterino;
cada embestida tiene ahora mi cuerpo apretado y mandando relámpagos de puro placer de
mi coño a cada parte de mi cuerpo. Los dedos de mi mano hormiguean; los de mis pies se
doblan; mis pechos se sienten como si estuvieran palpitando. Cada centímetro de mi piel
está en llamas por este chico.
—Fóllame… —murmura, su respiración viniendo en rápidas ráfagas contra mi
espalda—. Como si estuvieras hecha para mí, bebé.
Tengo miedo de abrir la boca, de responder con cualquier tipo de sonido que le deje
saber que me tiene sintiendo de la misma manera. Sé que en el segundo que afloje mis
labios, saldrán gritos de puro éxtasis. Dios, lo amo. Tiene razón; encajamos como si
estuviéramos destinados a estar juntos. Ambos cuerpos se alinean perfectamente, nuestros
movimientos están en perfecta sincronía con el otro y nuestros pensamientos se comunican
sin palabras.
Su mano se extiende entre mis muslos y empieza a rodar deliciosamente el dedo en
círculos; haciendo que mi cuerpo alcance aún más placer que antes.
—Córrete conmigo, princesa, córrete jodidamente conmigo.

Sentándome inmediatamente con una gran sacudida, oigo un golpe a mi derecha y
veo a Dee levantar su cansada cabeza al lado de la cama. Infelicidad, con una pizca de
confusión, marcan su bonito rostro; su cabello está parado en todas las direcciones posibles
y su impecable maquillaje de la noche anterior está manchado debajo de sus ojos y labios.

Página

Me despierto.

55

Justo cuando mi placer alcanza niveles insuperables y las garras del orgasmo más
poderoso comienzan a alcanzarme…

Si todavía no estuviera sintiendo los efectos de ese sueño, podría reírme. Se ve
absolutamente ridícula.
—Jesucristo, Iz. Un sencillo despertar también habría sido suficiente.
—Lo siento —resoplo, ganándome una nueva mirada.
Saco mis ojos de la pequeña bola infeliz en el suelo y miro lentamente alrededor de
mi habitación, tratando de averiguar qué es lo que se siente tan diferente. Bueno, además de
despertar con Dee en mi cama, enloquecida. Un golpe en mi puerta me hace fruncir el ceño
aún más, por mi vida que parece que no puedo entender lo que se siente tan raro.
La puerta se abre un poco y Greg asoma la cabeza:
—Oye —dice tímidamente—. ¿Está bien si entro?
Y eso es todo lo que necesito para recordar todo muy claro en alta definición. Mi
cumpleaños, el paquete, el club Carnal y Axel.
Dee se levanta del suelo, frotando su culo mientras pasa a Greg de camino a la puerta;
murmurando palabras acaloradas en voz baja.
—Alguien se despertó feliz —dice Greg, caminando hacia el borde de mi cama,
tomando asiento. Me mira para indagar en lo que parece ser una visita agradable—. Buenos
días, nena, ¿dormiste bien?
Se ve tan raro en mi habitación femenina. Su cabello castaño está revuelto, como si
acabara de despertarse, dándole un aspecto casi infantil en su rostro normalmente duro.
Lleva sudadera y una camiseta blanca ajustada, luciendo sus gruesos brazos musculosos.
Grita masculinidad en mi frívola habitación.
—Dormí decentemente, supongo, o al menos eso creo. —Recojo una pelusa
imaginaria de mi edredón, sin mirar a sus ojos conocedores. Lo siento moverse,
volteándose a su costado para enfrentarme. Sin embargo, no levanto la mirada.
—Mírame, nena, tengo que ver que estás bien.
Tomo una gran bocanada de aire, lo mantengo y levanto la mirada. Su mirada
soñolienta ya no está y su controlada y dura mirada está firmemente establecida. Una
mirada de la que no estoy acostumbrada a estar en el extremo receptor. Lo he visto darla un
millón de veces antes; es su mirada que siempre significa negocios, negocios sin importar
qué, una mirada con la que no te quieres cruzar.

Página

—Mira, G, sé que tienes buenas intenciones, pero esta mierda… esta mierda no es
algo que quiera tratar. Ni ahora, ni después. Ni siquiera estoy segura de que quiera volver a
lidiar alguna vez con eso. ¿Qué queda por decir en este momento, eh? Ese camino no es
uno que quiera tomar de nuevo. Ha sido bloqueado con señales de desvío durante un largo
tiempo, enormes y jodidas señales que indican que camine hacia la otra dirección. Me
estaría dirigiendo hacia más dolor y angustia y eso no es algo que quiera hacer. ¿Es mucho

56

Supongo que esto significa que el juego comenzó; estaba esperando que realmente
dejara pasar esto. No quedaba nada para discutir a fondo.

pedir permitirme un poco de felicidad, que algo de esta oscura nube se disipe? —Ni
siquiera le doy la oportunidad de decir una palabra, interrumpiéndolo antes de que pueda
tratar de abrirse paso sobre mí—. Sabemos… ahora que tú y… tú y él son amigos. Vamos a
dejarlo. Puedes ser su amigo y puedes ser el mío. No veo por qué los dos tengan que
mezclarse. Jamás.
Puedo darme cuenta que está tratando de tranquilizar su temperamento, o tal vez solo
está teniendo una complicada pelea consigo mismo, quién sabe. No me importa en este
momento; no hay manera de que haga. No cuando sigue siendo tan fresco. Me siento como
si una película se estuviera reproduciendo en mi cabeza, una y otra vez con las mismas
imágenes. Imágenes de un pasado olvidado y un futuro perdido.
—Izzy, esto no va desaparecer. Tarde o temprano vas a tener que tratarlo. —Sé que
tiene razón, de verdad, pero eso no significa que tenga que estar de acuerdo con él. La
negación es un lugar perfectamente aceptable para hacer las maletas y mudarse—. Él va a
ser mi compañero ahora, vive aquí y va a quedarse, Iz. No va a desaparecer.
No tengo la energía para esta pelea y sé que va a terminar siendo una pesada; una
lucha en la que necesitaré todo mi ingenio, ir a una batalla contra Greg nunca es fácil.
—Entiendo que puede que esto no desaparezca, pero eso no significa que tenga que
hacer frente a las cosas jodidamente ahora. —Me siento con ganas de golpear algo. Por qué
no podemos simplemente fingir que la noche de ayer nunca sucedió, soy la jodida reina de
poner todo debajo de la alfombra, ese es un juego que puedo jugar con el mejor de ellos. No
presto atención a lo que no veo ni escucho.
—Nena, esto me duele, me siento culpable como la mierda en este momento. Puedes
ser capaz de olvidar, o tratar de hacerlo, pero yo no puedo. Sé lo que te ha costado la noche
de ayer y no puedo relajarme sabiendo que estás dolida. —Sacude la cabeza, sus ojos
azules pierden ese brillo luminoso—. Debería haberlo sabido, pero… joder, Iz, nunca lo
conocí como Axel. —Hace una pausa de nuevo, si lo hace por un toque dramático o
simplemente tratando de averiguar la mejor manera de molestarme, no lo sé, pero justo
cuando me preparo para enloquecer, continúa—: Solo lo he conocido como Reid. Cuando
nos conocimos en básico, era H. Reid y, a partir de entonces, solo lo llamamos Reid,
Axel… joder, nena, pero nunca fue Axel. Cuando salimos por primera vez y comenzó su
negocio de seguridad, esa fue la única vez que lo he oído referirse a sí mismo como algo
más que Reid y, te prometo esto, no fue Axel.

Me mira, evaluándome un rato, valorando la situación por un momento, evaluándome
y, una vez más, tratando de encontrar la manera de sopesar sus palabras.

Página

—Holt, ¿cierto? —Me río sin humor—. Siempre odió ese nombre, decía que le
recordaba a su padre —murmuro, volviendo a recoger la pelusa invisible—. Greg,
¿podríamos, por favor, por favor, no hacer esto ahora mismo?

57

¿Por qué es esto tan importante? Si no me importara tanto mi amistad con Greg,
podría jodidamente matarlo. Golpearle el culo.

Olvidas que te conozco. sabes jodidamente lo que significaba para mí. no es algo que siquiera quiera en mi radar. *** Página Me acuesto de nuevo y me giro sobre el costado frente a la gran ventana de la pintura. pero puedo ver que está tratando de verlo desde mi posición. No está dejando que yo resuelva esto. en realidad. solo quiero un segundo. puedo verlo en su rostro. Puede que no quiera hacerlo y no va a ser bonito. —No estás bien. pero no tenía esta dureza en sus ojos al principio. —Estoy bien. ¿Estás hablando jodidamente en serio en este momento? No estoy tratando de repartirte mierda. La lata se ha abierto y. Tengo que lidiar con esto. ¿Podrías darme un minuto para. no bloquearemos el asunto. Solo dame un maldito descanso. eso fue bien. Su tono no deja lugar a discusiones. hablaremos de esto. G. —Puedo decir que golpeé un nervio y podría sentirme mal si no estuviese tan enojada. . Qué jodido lío. pero tengo que enfrentarlo. Con todo lo que está pasando. pero está ahí. ha estado muerto durante doce años y. No voy a dejar que te sientas aquí y te amargues con tu dolor. Mi mentira simplemente confirmó sus pensamientos de que no estaba manejando esto del todo bien. Sin ningún argumento. Esa jugada no funcionará conmigo. pero oye esto. el divorcio o. eso no es algo que solo pueda despertarme y lidiar con ello. Realmente es tan simple como eso. no sé. mirando hacia el cielo sin nubes de Georgia. no está dejando que piense. nena. de repente.—Iz. está decidido y listo para ir con todo. estás jodidamente loca. procesar esta mierda? Muerto. no lo está. No tengo un motivo oculto aquí. Ahora. pero a mi manera y no será hoy. de verdad. no hay manera de que puedas volver a guardar los gusanos. Terco y jodido idiota. Somos realmente parecidos algunas veces. Me encargaré de ello. —Fuerte y largándolo. Se ve un poco más compresivo después de mi arrebato. estás lejos de estarlo y si esperas que me siente aquí y me trague esa mierda que insistes en repartir. cerrando la puerta firmemente detrás de él. Oh. haremos esto. qué cruel es el destino. No lo dejaremos a un lado. la falta de uno y sus constantes recordatorios de que está en mi vida y que sabe cómo localizarme… cómo lastimarme. —Miento. solo necesito procesarlo. Puede que haya estado listo para jugar. No cuando puedo arreglarlo. ¿en serio? —chillo—. no cuando tengo el poder de hacer algo en esta ocasión. aunque intentes. —Te daré un día. —Me aprieta la pierna y se pone de pie. solo un jodido segundo para entender esta colosal mierda. Izzy. Bueno. —Greg. Todavía tengo que lidiar con Brandon. Él sabe que estoy mintiendo. lo sé. dándome otra mirada seria y volviéndose con un paso fuerte fuera de mi habitación. no mucho. joder. 58 Sé que tiene razón. Es solo que no quiero ir allí. ahora tengo que lidiar con Axel y un pasado que he estado luchando por olvidar y pasar casi la mitad de mi vida.

Me encierro en mí misma. En el momento en que había llegado a mí. Esa fue la única vez que lo he visto derramar una lágrima. furiosamente enojado y listo para matar. el día en que se comprometió a hacer todo lo posible para mantener el dolor a raya. la luz se vuelve roja y la señal de giro se enciende. 59 Con Dee somos cercanas y siempre lo seremos. Enorme. siempre sonrientes y siempre llenos de amor. Cuando tengo un revés. llorando por su hermana pero también sintiendo el dolor que los últimos seis años de mi vida habían incrustado en mí. son las únicas dos personas que me quedan en el mundo. Amor por mí y amor por la vida. Lo conoció cuando estaba saliendo con su primo y aunque el primo no duró. A veces es difícil hacer frente a todas mis meteduras de pata. No para ni un día sin que desee que mis padres todavía estuvieran aquí.Es a veces realmente divertido cómo todo se cierra en un círculo. siguiendo las rotaciones del ventilador con mis ojos. pero con Greg compartimos un lazo de pérdida y dolor que nadie más volverá a tocar. cuando nuestro contacto fue muy escaso. No era la chica más popular de la escuela. Incluso a través de los tiempos oscuros de mi matrimonio. otra cosa que no tendría en mi vida si mis padres hubieran sobrevivido ese accidente. ambos tienen que tratarlo justo a mi lado. Greg enojado no era alguien con quien quisieras estar cerca y cuando me vio salir de la furgoneta ese día. Me había roto. Sé que tengo suerte con las amistades que tengo con Dee y Greg. Cuando me habló de su hermana. él había estado cerca la noche en que ella vino a salvarme. Él es otra persona que Dee había cobijado con su personalidad arrolladora. su amistad con Greg lo hizo. Recuerdo cuando era constantemente feliz como Dee. Dee nunca hubiera entrado en mi vida y. Y por suerte para mí. tengo que considerarme afortunada en algunos aspectos. La primera vez que lo vi. mis padres eran las cosas con las que están hechos los sueños. Mi infancia había estado tan llena de risas y amor. A través de Dee llegó Greg. Las únicas dos personas que conozco que morirían antes de hacerme daño. la Página Giro hacia mi espalda y miro hacia el techo. Si no los hubiera perdido. Tiene esa visión permanente de que todo está bien en el mundo. residiendo felizmente en nuestro viejo pequeño rancho de tres dormitorios. Sé que no es fácil para ellos. pero familia a fin de cuentas. Ese fue el día que me prometió que no dejaría que mi marido me tocara. siempre mirando el mundo con gafas de color rosa. No puede evitarlo. Justo cuando crees que tu vida se encamina en una dirección clara. solo tiene algo en ella que hace que la gente quiera estar cerca. Estaban siempre felices. todavía recuerdo la mirada en sus ojos. su reacción me asustó mucho. Nadie estaba más sorprendido que yo cuando el gigante se volvió un salvaje escudo humano. familia que a veces quiero lastimar. mi reacción inicial había sido miedo. . dejando que los recuerdos del pasado vuelvan a mí. con el frío y crudo conocimiento de que podría haber tenido un final muy diferente. siempre supe que ella estaba allí y que siempre lo estaría. Para una relación padres-hijo. aunque no me quita el dolor de su pérdida. estaba completamente desmayada. Son mi familia ahora. Él había estado listo para protegerme de cualquier cosa y no ha cambiado nunca. Dee entra en modo de madre preocupada y Greg entra en su personalidad alfa protectora. pero tenía un buen número de amigos cercanos. aunque no recuerdo que llegara con ella. aferrándome a él.

al menos hasta que pudiera oír de él otra vez. enlistarse en los Marines. Amaba a mis abuelos. significaba que me estaba dejando atrás en el proceso. Estaba tan emocionada por ese día. incluso lo había animado. A su lado. los sueños de una adolecente inocente. Página Pero ese día nunca llegó. Axel se había ido al campo de entrenamiento días después de que se graduara de la escuela secundaria y eso. fui enviada a vivir con los padres de mi madre en Carolina del Norte. regresaría por mí. Había tenido la suerte de encontrar al amor de mi vida muy joven. No pasaba un día en que no sintiera la alegría que yo les había traído a sus vidas. Mis padres habían sido hijos únicos y los padres de mi padre se habían muerto hace mucho antes de que yo hubiera nacido. Pensaba que era intocable y pensaba que nuestro amor era inquebrantable. hizo lo único que tenía sentido para él. no me malinterpreten. Axel había estado viviendo dentro y fuera de los hogares de acogida durante la mayor parte de sus dieciocho años y al saber que no tenía nada que ofrecerme para un futuro sólido. Mis padres habían planeado unos viajes ese verano para mantener mi mente lejos de extrañar a Alex. Es curioso. siempre sonriente y siempre llena de amor. Podría recurrir a ellos con cualquier cosa y nunca tenían perjuicios o desprecio. pero eran viejos y no sabían cómo tratar con mi dolor sobre el suyo. Tuvimos una relación que me recordó a la de mis padres. Mirando hacia atrás ahora. Juntos podríamos superar cualquier cosa que la vida nos lanzara. me sentía completa. Dos semanas después de que me despedí de mi amor. Ese día había sido el primer día difícil de mi vida. . esta sería la próxima mejor opción. Entendía eso. Sin otra familia que quedara para hacerse cargo de mí. Dejo escapar una sonrisa amarga de mis labios cuando pienso en todos esos estúpidos sueños. pero había esperado que si no podía contactarlo. nunca sabes cuando los estás planeando que estás planeando pesadillas. sus padres que se preocupaban más de su próxima gran solución más que de su propio hijo. June. 60 No estuve demasiado rota por que se fuera. probándole al mundo que no era nada como sus padres. desafortunadamente. Había dejado su dirección al cuidado de la madre adoptiva de Alex. jóvenes y tontos años de mi vida con ese chico. Incluso a través de todo mi dolor.nuestra no era la más convencional. no podía esperar a oír sobre todos los cambios con los que se estaba encontrando y cómo estaba tratando con ellos sin mí. especialmente sin Alex allí para ser mi cable a tierra. Quería lo que lo hiciera feliz y sabía que estaba estableciendo su propio camino. claro que me había molestado. Siempre alegre. lo dejamos en la estación de autobuses con la promesa de reunirnos y vivir todos nuestros sueños cuando me graduara el próximo año. Juntos. Había estado devastada y con el corazón roto. todavía me aferraba a la esperanza de que Alex estaría de vuelta en mis brazos otra vez y que se llevaría todo ese dolor. No lidié bien con sus muertes. en su lugar. con mis padres a mi lado. Tuve tres de los mejores. demonios. pero sabía que volvería. incluso saber que podría ser solo una carta. Sabía que ella me odiaba. puedo decir que fue el comienzo de mi espiral descendente. mis padres murieron en un accidente de auto.

Con una nueva oportunidad en la vida. pensé que esa era la siguiente mejor opción. comencé a seguir adelante y a planear nuestro nuevo futuro. pero sabía que estaría bien. Me preocupaba no haber oído de él. enviando las cartas a su antigua casa de acogida. Le escribí una carta detallando la importancia de que Alex me contactara. Mis abuelos todavía estaban lidiando con la muerte de mi mamá y ya sea hicieron la vista gorda a mi comportamiento o simplemente no lo notaron. . Estaba básicamente sola y embarazada.La niebla de la muerte de mis padres finalmente me había dejado cuando me enteré de que tenía casi dos meses de embarazo. La carta que recibí a cambio me sorprendió hasta la médula. Intenté escribirle a la base a la que originalmente se suponía que había llegado. Amé a ese bebé desde el segundo en que vi la línea positiva del test. Cuando la carta regresó. qué persona de diecisiete años no tendría miedo. Alejé a todo el mundo cuando perdí ese último pedazo que Ax había dejado. bastante irónico. sin otras opciones. una pieza de él y nuestro amor. Todavía tenía miedo. perdí a nuestro bebé. De cualquier manera. Me dijo que dejara de enviar mis cartas a su casa. fue entonces que creí en June y me destrocé. sin esperanza de que Axel me salvara esta vez. simplemente no podía. leí las palabras que dejaron de girar mi mundo. Está muerto. Abrí la carta e inmediatamente el olor a humo flotó alrededor de mi cabeza. intenté contactar a June otra vez. pero que ningún soldado con ese nombre estaba enlistado en el servicio activo. pero mi carta fue regresada. pero mi carta fue devuelta. Me volví hacia el alcohol y pasé la mayor cantidad de mis horas despierta bebiendo cualquier cosa que mis manos de menor pudieran encontrar. Sabía que June me había dicho que quería que lo dejara en paz. Había pasado casi un mes desde que los había perdido y no pasaba un día en que no sintiera el punzante dolor. teníamos un futuro juntos. Cada día le escribía. él me amaba. pensando que tenía la siguiente mejor cosa que tener a Alex conmigo. pero este embarazo me daba algo en lo que enfocarme. pero sentía al menos que merecía saber sobre el bebé. Habían pasado diez semanas de embarazo cuando recibí la carta de June en el correo. había sabido que cualquier bebé creado con nuestro amor sería hermoso. diciendo que lo sentían. Mi Axel no habría dicho eso. Dos palabras. No podía creerlo. Estaba confundida y desconsolada. June tenía que estar mintiendo. Algo que esperar. estaba completamente sola otra vez. Siempre me encontraría. Sin saber dónde se estableció. No podía esperar a compartir las noticias con él. Alex no iba a volver y él le había dicho que me hiciera saber que lo dejara en paz. Era el día de la Independencia cuando me enteré. Página Ese fue el día en que perdí todo el contacto con la realidad y me hundí en una profunda depresión llena de agujeros negros. No sabía qué hacer. 61 Dos semanas después. Recuerdo sentarme en el baño de la casa de mis abuelos. Así que. Desplegué la única hoja de papel. diciendo que ahí no había nadie con ese nombre. Intenté escribirle a la base otra vez.

—Oye tú. como dicen… historia. Iz. Estoy segura que se ve incluso peor. La vacilación y ésta nube de timidez no le quedan bien a mi amiga. Con un largo y dramático suspiro. —Mete la mano en su chaqueta y saca una pequeña tarjeta blanca. —Intento una sonrisa. No sé cuánto tiempo pasé en la cama mirando hacia la nada. Aquí. a pesar de que no voy a presionar. cerrando mi computadora portátil y ordenando todo el papeleo que tengo esparcido sobre la mesa de la cocina. para hacerle frente a esta nueva mierda del destino. Para cuando mi estómago comienza a recordarme que necesito comer. pero se siente forzada. Había estado trabajando por un par de horas cuando escuché abrirse la puerta del garaje. me da un pequeño abrazo y susurra en mi oído—: No presionaré. pero creo que necesitas hacer algo con eso. . el almuerzo ha pasado hace mucho. de verdad lo hago. Me incorporo. guardo y cierro los programas en los que he estado trabajando. demasiado para tener una tarde tranquila. Que alguien venga significa que no podré ignorar completamente la vida a mi alrededor. No quiero ser débil otra vez y estoy determinada a ser fuerte. Es todo bastante básico. Pero solo déjame decir esto y será el final hasta que estés lista. pero mantendrá mi mente ocupada y lejos de todo lo demás arremolinándose a mi alrededor. Quince minutos después. sabe qué diría si lo hiciera—. Historia con la que no pensé que tuviera que lidiar nuevamente. —Una pequeña sonrisa más tarde y sale de la 62 —Mejor que anoche o al menos estoy llegando ahí. Tengo unos cuantos clientes nuevos a los que necesito responderles correos electrónicos. esperando tomar un bocado rápido para comer sola antes de sumergirme en mi trabajo. estaba esperando que al menos intentara lanzarme su alegría. —Maldición —murmuro. Dee entra.Habían pasado casi ocho meses cuando Dee irrumpió en mi mundo y lentamente me trajo de vuelta a la vida. Podemos resolver esto más tarde y sabes que no te juzgaré en lo absoluto si esta es la forma en la que quieres dirigir esto. Página —Sé que no quieres hablar al respecto y respeto eso. Es el momento de deshacerse de la vieja Izzy y comenzar a buscar a la chica que solía ser. desempolvándome mentalmente y partiendo hacia la ducha. me estoy dirigiendo hacia la cocina. recordando esos primeros días. Supongo que incluso ella entiende lo grande que fue la noche pasada. Se levanta. deslizándola frente de mi asiento. lo cual es simplemente estupendo. ¿está bien? —No espera a que responda. propuestas a ser aprobadas y algunos sitios que necesitan que se realice rutina de mantenimiento. lanzándome una sonrisa triste justo cuando estoy alejando todo. creo que deberías tener esto. ¿cómo te estás sintiendo? —Ah. El resto es. él me dio esto anoche y… bueno. porque ella da un pequeño respingo antes de sentarse a mi lado.

pero le dije que sí y que ordene lo que sea que se vea bueno. pensaría que he enloquecido completamente. . Abro una nueva Página Dee regresa unas horas más tarde y pregunta si quiero pedir comida para llevar de cena. Añado su estúpido nuevo nombre a mis contactos y almaceno la información. demonios. Cuán jodido es todo esto. Una risa histérica borbotea antes de que pueda suprimirla. Limpiando las lágrimas de mis ojos. ¿Por qué siquiera quiere hablar conmigo? Obviamente decidió hace mucho tiempo que había terminado conmigo. Cuatro horas después y dos botellas de vino consumidas entre las dos. me encuentro sentada en mi habitación de chica mirando hacia la pequeña tarjeta blanca otra vez. Realmente no me podría importar menos. mi negación y yo vamos a convertirnos en los mejores amigos. estúpida tarjeta. No debería ser una sorpresa. qué puedo decir. Holt. dejándome mientras me alejo rápidamente de la pequeña tarjeta como si contuviera la peste. No estoy lista.habitación.555. simplemente mirando su nombre en la escritura elegante. Holt Reid Cuerpo de Seguridad 770. pero aun así escupo una rápida ráfaga de aire. Holt… 63 Meto la tarjeta en el bolsillo delantero de mi sudadera y saco mi trabajo por segunda vez en el día. finalmente extiendo la mano y doy vuelta la tarjeta. minutos. intentando averiguar exactamente quién es hoy Axel Reid. Nunca será Holt para mí. Tenía sentido que hubiera seguido adelante. Holt Reid. Podría ser la decisión más estúpida que he tomado en un largo tiempo. ¿Está casado? Mi corazón se acelera ante el siguiente pensamiento que se filtra por mi mente… ¿tiene hijos? Es una pregunta lógica. o lo más normal posible. no sé por cuánto tiempo… horas. sabía lo que probablemente iba a encontrar cuando lo hice. Holt. pero no puedo evitarlo. comenzaría a preocuparse y me obligaría a hablar. intentando calmarme.6839 Si alguien me estuviera viendo. finalmente me concentro en esa estúpida. pero agarro mi teléfono de la mesita de noche y deslizo mi dedo por la pantalla de desbloqueo. sino que estoy corriendo lejos de ello. podrían haber sido segundos. Estoy segura que la risita que sale esta vez suena tan poco firme como la de antes. El destino está siendo una gran jodida perra para tirarnos de vuelta en el camino del otro. Después de una paliza interior. ya no somos esos ciegos por el amor adolecente. Cada tornillo está suelto y estoy no solo jodidamente loca. Me siento ahí. yo lo hice… a pesar de que hubiera sido un movimiento irrisorio. Sé que al menos no actúo normal.

. Yo: No. Izzy. ¿así que vamos a actuar como si todavía fuéramos unos jodidos niños? Tú me enviaste un mensaje. bajo el teléfono. Creo que ambos estamos de acuerdo en que el pasado necesita quedarse ahí… en el pasado. hice lo que quería hacer y le pedí que me dejara tener mi tiempo. IZZY. No hay razón para continuar discutiendo con él. Necesito procesar esto.pantalla de texto y pienso qué demonios. Te conozco. El próximo sábado. “Holt”. Página Axel “Holt”: Entiéndeme esto. No dejaré que simplemente me olvides como hiciste antes. seguido poco después por otro repiqueteo. pero hacemos esto a mi manera. no vamos a hacer esto mediante un jodido mensaje de texto. si crees que puedes simplemente ignorarme e ignorar esto. Te encontraré y tendremos esta conversación. no me importa si tengo que tocar en cada condenada puerta en Georgia. al menos de esta manera no tengo que mirar a esos brillantes ojos verdes. no estoy de acuerdo con eso. ¿qué sucede? Yo: No estoy comportándome como una niña. ¿no? Te haré saber el viernes si estoy lista. Yo: Así que vamos por Holt ahora. Bueno. Suspirando. Un minuto después oigo el pitido de recordatorio. ¿Dónde estás? Iré por ti. por qué no. no olvides eso. Quieres hablar. Realmente debería haberlo sabido. Axel “Holt”: ¿Procesar? ¿Qué demonios hay que procesar? ¿Dónde estás. entonces estás lista para una gran llamada de atención. no. No creo que sea una buena idea. no soy tu princesa. te inclinare sobre mis rodillas. Axel “Holt”: Si me llamas Holt una jodida vez más. mierda. Simplemente no entiendo por qué siquiera te molestaste en pedirme que te contacte. Maldita sea. En lo absoluto. Yo: No. eso es todo lo que estoy dispuesto a dar. Quieres un jodido tiempo. entonces bien. supongo que eso va a tener que ser suficiente. y tú lo sabes condenadamente bien. así que tú dime. No puedo repasar todo esto en menos de un día. ¿Entendido? 64 Axel “Holt”: Hablaremos sobre esto. Si estás empañado en traer esto de vuelta. Izzy? No te preguntaré otra vez y no voy a hacer esta jodida cosa de los mensajes de texto de mierda como una maldita mierdecilla preadolescente. bien. bingo… ¿alguien más por ahí no te conoce como “Holt”? Axel “Holt”: Un montón. entonces que se joda y el cierre se condenara. Axel “Holt”: Esta bien. bien… pero ahora no. mi teléfono repiquetea. Diez minutos después. ¿sí? No soy Holt para ti. princesa. ¿eh? Axel “Holt”: ¿Izzy? Yo: Ah. Axel “Holt”: No. joder. Si no puede respetar eso. Buenas noches. Yo: Una semana. Una semana.

apago mi teléfono rápidamente y lo lanzo por la habitación como si estuviera en llamas. Definitivamente no puedo lidiar con eso.Página 65 Con una exclamación de sorpresa ante su audacia. .

Mi trabajo es más una cosa de “a tu propio ritmo”. Me tomó un tiempo decidir que estaba lo suficientemente bien para empezar a vivir de nuevo y no permitiré que Axel cambie eso. Los domingos normalmente son el día que Dee y yo pasamos el rato en la casa. Algo feliz. pero mucho de eso tiene que ver con que no salgo mucho de casa. 66 El primer año y medio después de Brandon fue gastado en terapia y organizando nuestra vida. nunca salgo sola. poniéndonos al tanto con nuestra reserva de DVR y pasar algo de tiempo solo nosotras dos. ayudando a Dee a crear y poner en marcha su negocio y finalmente comenzar el mío. No necesito un millón de amigos para sentir como que he realizado algo con mi vida. Tengo que ocuparme de Axel. Apagamos todos los teléfonos. estando sola y sin preocuparme por comprobar mis alrededores cada dos segundos. dejé de vivir una vida destinada a la muerte. Trabajar desde el hogar tiene sus beneficios. . lo reprogramamos para hoy. Mis dos amigos. Este tiempo juntas es importante para nosotras. o del todo. Realmente no ha habido mucho tiempo para que yo sea simplemente yo. Tomó un tiempo. especialmente con el de ayer. Dee llamó al trabajo diciendo que no podía ir hoy y empezamos a planear nuestro “Lunes divertido”. así que este es un progreso y funciona para mí. bueno… un beneficio: la soledad. Tal vez he recorrido un largo camino desde Brandon.L a mañana siguiente llega demasiado rápido. comprando la casa. No confío fácilmente. pero nos mantenemos bastante ocupadas durante la semana o por lo menos ella lo hace. Me siento más segura. Me siento mejor por mi cuenta. estoy perfectamente satisfecha con Dee y Greg. pero no haré eso hoy. El primer paso en mi curación era empezar una nueva vida. Ya que nuestro usual “Domingo divertido” fue interrumpido con el nuevo drama en mi vida. o tal vez no tan saludable. Siento como que estoy sanando. Si Greg trató Página Así que es momento de hacer lo que mejor hace Izzy West: distraerse. pero me despierto con una nueva resolución de que será un buen día. Dee y yo pasamos todo el lunes recostadas en la casa y viendo viejas películas de los años ochenta. así que frecuentemente me encuentro trabajando durante horas extrañas aquí y allá. Quizás vivamos juntas. era una saludable. Y cuando lo hago. así que estoy feliz de tener este tiempo hoy. fase de distracción. Mi negocio está creciendo y mis amigos son geniales. pero finalmente soy feliz. Dejé de mirar sobre mis hombros y temerle a las sombras. cerramos las persianas y simplemente disfrutamos pasar el día juntas sin el mundo aplastándonos por todas partes.

incluso si me es doloroso. Greg parece estar lo suficientemente ocupado tratando de hacer que el nuevo y mejorado Corps Security esté en marcha. No solamente tendré éxito en no pensar en nada excepto en cuánto dinero me va a costar. Paso el vienes limpiando a mano los pisos y sacudiendo toda superficie en toda la maldita casa. *** Página Tendré que pasar un día con Dee. para que ella olvide todo lo demás y se enfoque solamente en comprar. Peor aún. Todo lo que tomará es una mención de que finalmente obtenga ese cambió de imagen que ha estado persiguiendo y que yo he estado temiendo. no estoy lista para él. Incluso friego los tres baños de la casa. Los rumores se están extendiendo rápidamente y finalmente he recogido algunos negocios más bien grandes en Atlanta. El miércoles lo paso haciendo recados por la ciudad. Dee está trabajando desde casa hoy y estoy segura de que está empezando a pensar que he enloquecido. Corro de regreso a la sala y vuelvo a mi estúpida tarea entumecedora de mente. pero estoy demasiado ocupada tratando de mantener mi pánico acerca del sábado a raya. sí tengo mucho trabajo que necesito adelantar. el sábado está incluso más y más cerca. y eso está simplemente bien conmigo. Escucho mi teléfono sonar tres veces más antes de terminar. Cuando levanto el teléfono y veo “Llamada entrante Axel “Holt””. por primera vez la sincronización estaba trabajando en mi beneficio. funciona perfectamente para mí. Salto y corro hacia mi habitación para ver si puedo ignorar la llamada de Greg de nuevo.de llamar. Llama dos veces. sé que está en medio de algunos asuntos con su subsidiaria en Carolina del Norte. me estoy quedando sin excusas para disculparme con Greg y me estoy quedando sin cosas para mantenerme distraída. pero funcionará. Paso el martes poniéndome al día con mi trabajo y contestando llamadas de Greg. cuando escuché que mi teléfono sonaba. no supimos. pero si funciona la recompensa tal vez valga la pena. otra vez. me pongo en camino para encontrar a Dee. pero está a punto de convertirse en mi heroína. 67 Esto va a ser lo suficientemente fácil. Debería estar preocupada acerca de que esté en silencio. . limpiando mi armario y organizando la despensa. Otra vez. Finjo problemas de trabajo y logro colgarle. Dee se va más tiempo de lo normal el martes. pero cuando mando las dos veces al correo de voz debe de haberse dado por vencido. Recién me había sentado frente a nuestra masiva colección de DVD para realfabetizarla. Sé que esto no funcionará. Para el momento en que llega el jueves. No estoy lista para lidiar con sus preguntas intrusivas ahora mismo. tal vez no lo sepa. pero es el único que tengo en el momento. Así que para el momento en que llega a casa. Odio las compras. Decidiendo que necesito sacar las armas pesadas en mi misión por distraerme. está demasiado cansada para tratar de presionarme mucho. sino que también me mantendrá alejada de la casa y Axel no será capaz de encontrarme. grito y lo dejo caer. No le miento completamente. pero de nuevo. permitiéndole tomar el mando y arrastrándome por todo el estado comprando. Dee y yo contra el mundo. Quizás sea un truco sucio.

—Miro hacia donde está Dee. —Depende de ti. ¿me vas a hablar hoy? —Su profunda voz de barítono retumba a través de la línea. . No está mirando a ninguna parte cerca de mí. Dee y yo estamos en el centro comercial Lenox. Lo he mantenido alejado exitosamente toda la semana y ahora que estoy fuera de la casa y del alcance de Axel. Creo que tal vez ya hayas perdido esas bolas a las que eres tan afecto. —Le sonrío al teléfono. —Se ríe de mí. —Síp. en cambio se está enfocando en otra tienda. entró inmediatamente en modo loco y se olvidó del mundo a su alrededor. tú. Página —Vamos. No me gusta estar en el extremo receptor de su furia. —Cobarde —bromeo—. el sarcasmo está colgando espesamente en el aire. ¿Qué estás haciendo? Pasé por tu casa pero no había nadie ahí. Parecidas a mí. —Nena. No he tenido una sola contribución en ninguna compra desde 68 Puedo escucharlo tratando de no reírse. G. finalmente perdiendo ese tono duro que parece haber adoptado conmigo. creo que nos detendremos a almorzar pronto. Simplemente será tan divertido. dejando las bromas de lado. —¡De compras! —Mi voz debe de estar goteando con sarcasmo—. Muy bien podría solamente entregarle mi tarjeta de crédito y decirle que se encontrara conmigo en casa. Es temprano en la mañana del sábado y hemos estado en el centro comercial durante algunas horas cuando suena mi teléfono. he decidido que es tiempo de un nuevo guardarropa. me gustan mis bolas justo donde están. A veces adoro lo fácil que es básicamente sobornarla. finalmente voy a tomar esta llamada. excepto la parte rica. para confirmar un plan de comida por lo menos en algún lugar en el futuro cercano. Dee es completamente inconsciente de mi conversación. Este justo aquí es el Greg al que amo tanto. deberías encontrarte con nosotras aquí… cargar todas las bolsas o algo productivo como eso. o por lo menos espero que mi ama me permita alimentarme. —Cargar tus bolsas. quien ha estado vibrando con emoción desde que empezamos este gran día de cambio de imagen. ¿eh? Debes de estar malditamente loca si piensas que me estaré uniendo a ese viaje de campo de estrógeno. ¿de qué quieres hablar? —De acuerdo. —Tiro mi cabeza hacia atrás y dejo salir una carcajada. —Oye. ya sea eso o simplemente está tan en su elemento que decide ignorarla. ganándome algunas miradas antipáticas de las perras ricas comprando mierda que no necesitan. no puedo evitar más que sonreír cuando veo “Llamada entrante Greg” en la pantalla. estas bromas entre nosotros. Haciendo todo lo posible. supongo que eso es un no. El gran viejo cobarde está aterrado de venir y caminar por el centro comercial con tus mejores amigas.Mis oídos finalmente habían dejado de zumbar por el enloquecedor chillido de Dee cuando anuncié que finalmente estoy lista para deshacerme de mis “vaqueros asquerosos” y camisetas y dejarla hacer su magia. Justo como pensaba. mirando a la pantalla.

¿qué opinas? ¿Quieres alcanzarnos acá o qué? —Seguro. se detiene y cruza sus brazos sobre su abultado pecho. de acuerdo… pero si vamos a detenernos pronto. incluso si Dee no está de acuerdo. Juro que terminaré vendiendo un riñón para pagar mi próxima factura de la tarjeta de crédito. Página Greg está. ¿Qué demonios estaba pensando? Oh. preguntando por qué diablos todavía no hemos emergido de esta “estúpida tienda jodidamente femenina”. pero. tal vez simplemente corra. si así es cómo vamos a jugar hoy. Maldita rara. . —Estoy un poco desconcertada por el susurro ronco de Dee. —Perfecto. —Entonces. pero incluso gruñón. estar lejos de la casa y lejos de Axel. ahora eso es algo por lo que definitivamente vale la pena parar nuestras compras. ¿eh? —Intento ser severa. —Detén eso ahora mismo. 69 Casi una hora después. Moriría antes de dar un paso de tipo duro aquí adentro.que empezamos y si las siete bolsas colgando de mis brazos no son suficientes. como predije. —Cuelga y guardo mi teléfono en el bolsillo. Aclarando mi garganta. Iz. Greg ha estado llamando durante los últimos quince minutos. finalmente soy capaz de arrastrar lejos a Dee. Simplemente puedo imaginármelo caminando de un lado a otro en la entrada de Neiman’s ahora. puedo escucharlos diciendo nuestros nombres desde aquí. —Santa mierda. Cristo mujer. ¡solo llámame y puedes salvarme! —Echo una mirada hacia donde está Dee para asegurarme de que por lo menos tiene algún entendimiento de este nuevo plan. He sido una buena niña y te he seguido alrededor como una pequeña perra mientras tú acumulabas miles de dólares de mierda en mi tarjeta. he estado tan concentrada en el incómodo Greg que no había notado al apuesto hombre a su lado. —De acuerdo. pero termino riéndome en su cara cuando tiene el descaro de hacer temblar su barbilla como si fuera a llorar. Parece decepcionada de que tengamos que parar. quien ya ha llamado tres veces desde que comenzó el día. vamos a ir a Neiman’s primero. caminando de ida y vuelta en una línea apretada. Iz. Dee. lanzando ese ceño de vuelta a su lugar. es cierto… una distracción. Zapatos. Te llamaré cuando llegue y averigüe cómo rastrearlas. No lo mataría actuar por lo menos feliz de estar aquí. hablo al teléfono otra vez. —Nos vemos entonces. Tiene el puchero más ridículo en su rostro. No creo que alimentarme sea demasiado pedir. solo puedo comprar por cierto tiempo sin comida. estoy contenta de que esté aquí. comeremos pronto. Salimos con seis bolsas más. girándome a Dee con una sonrisa brillante. las alcanzaré allá. Seis jodidas bolsas. Cuando finalmente nos ve. nena.

pero no me abriré a él hoy. Greg finamente tiene todas mis bolsas en orden. Es gracioso observar a estos dos hombres grandes retorcerse. eso no es correcto. pero todavía parece molesto de que esté haciéndole cargar mis bolsas.¿Joe? No. Está enfocada en su carrera y durante el último par de años su atención ha estado en mí. sabiendo que Heavy’s es mi lugar favorito en la ciudad. o quizás es su solamente su rostro lo que es gracioso. detente —le susurro suavemente. Greg está acostumbrado a esto. ¿sabías que el sexo no es bioquímicamente diferente que comer grandes cantidades de chocolate? —No puedo evitar reírme ante esa. Beck. parece que está sacando a los perros grandes hoy. —¿Recuerdan a Beck? —Señala con la cabeza a su amigo. Un amigo de Greg. Quizás me irrite mucho algunas veces. sin siquiera darles la oportunidad de rechazarlas. Deambulando hacia los hombres. . Encantador. esperando detener el follar con los ojos antes de que ambos tengan algún extraño orgasmo en medio del centro comercial. Justo ahora. De acuerdo… parece que Dee ya no estará molesta acerca de detener este viaje. es cierto. Echo un vistazo a Greg. Murmuro un hola. se ríe. pero ella insiste que no cambiaría nada. lo que quiere decir que también es un amigo de Axel. pero noto que no está enfocado en mí. Dee y yo nos tomamos turnos dándole cálidos abrazos a Greg. Trucos sucios. —Entonces… Greg se ríe cuando ambos saltan como si hubieran sido atrapados robando. John Beckett. Dee tiene su diversión. Ni siquiera parece notar sus dedos volviéndose azules por sus pesadas cargas. Un desarrollo interesante aquí. resoplando su actitud. Ella sacude su cabeza y me mira con mejillas sonrojadas y ojos llenos de lujuria. Me siento culpable por evitar que encuentre el amor. Carraspeo. Realmente espero que esta no sea alguna táctica de Greg para lograr que me abra. con un movimiento de mi cabeza hacia Dee y una sonrisa. Página —Beck. Dee y yo hemos pasado la última hora sentadas aquí escupiendo datos inútiles del sexo. pero tiene buenas intenciones. Miro de regreso a Greg para ver si ha notado las chispas volando entre Dee y Beck y noto su sorpresa combinando con la mía. es difícil recordar que tiene buenas intenciones con su preocupación y actitud protectora. No sé qué tanto sepa este otro hombre acerca de mi pasado con Axel. —Dee. su chico. pero no puedo recordar la última vez que tuvo interés en un hombre así. sin embargo. mirando hacia Dee para verla prácticamente babeando sobre el hombre parado al lado de Greg. él y Dee están prácticamente más allá del juego previo y moviéndose en algo de serio sexo caliente con sus ojos. pero Beck parece estar teniendo un problema con nuestra 70 —¿Ustedes dos quieren dejar esta mierda de compras y dirigirse a Heavy’s por algo de BBQ? —sugiere. Empiezo a empujar bolsas en sus brazos. Lo recuerdo vagamente del club la otra noche.

Estoy hablando de hombres reales aquí. Tengo chocolate y el chocolate induce satisfacción. Lo que sea. riéndose junto con Beck ahora. —No estás equivocada mi amiga. ¿lo saben? . probablemente porque todavía está en el centro comercial teniendo escalofriante sexo visual con mi mejor amiga. pero rápidamente gira sus ojos de regreso a Dee. ejemplo de ello. Igual de satisfactorio. ¡Quién necesita un chico cuando tienes Hersoye’s! Greg nos sonríe. —No sé cuál sea su razon. Greg se mantiene empujando más comida frente a mí. 71 —Ustedes dos están jodidamente dementes. no. —Creo que estamos en nuestra segunda. haz esa la cuarta. pero sin necesidad de trabajo. pero eso es todo para mí. — Miro hacia Dee y me rio tan fuerte que tengo que sostener mis costados. Amo el chocolate. Mi risa está saliendo incluso más ruidosa ahora. Es mejor porque “el alguien” ya no existe. estás demente… cualquier cosa es mejor que un jodido consolador. por lo menos. Nunca le he dado realmente demasiados pensamientos. cuando veo la conmoción de lo que acaba de decir registrarse en su rostro. Dee está asintiendo con su cabeza entusiasmadamente ahora.elección de tema. »Es verdad. si el chocolate es más satisfactorio que el sexo. —Es verdad y deberías de ver nuestro alijo de chocolate. los Kisses son mucho más placenteros que cualquiera de mis novios que funcionan a baterías. ¿es verdad que ustedes los chicos piensan en sexo siete veces al día? —Está mirando directamente a Beck. entonces alguien no está haciendo su trabajo correctamente. un año sólido de orgasmos. no estoy teniendo sexo. Una Dee que. —Recalco mi seriedad con una puñalada hacia ellos con la papa que estoy mordisqueando—. se ha quedado en silencio otra vez. pero no hay drama. sabes —ella empieza a hablar—. debe de pensar que puede de alguna forma hacer más lenta mi embriaguez manteniéndome llena de mierda. podría reírme si no hubiera decidido que había una gran necesidad en este conocimiento. —Iz. Estamos bien para. pero arrójame algo de chocolate y estoy perfecta. por consiguiente por qué necesito pensar acerca de ello. puedo simplemente obtener el suficiente placer de una bolsa de Kisses del que puedo obtener de cualquier hombre. jarra de cerveza ahora y mis risas están llegando tan frecuentemente que estoy preocupada que tal vez me orine encima en cualquier momento. Página Abro mi boca para responder cuando Dee grita—: Oye. Quizá se vuelva confuso algunas veces. Obtengo mis fuerzas donde puedo. me doy cuenta. Estoy sentada entre Greg y Dee en la alta mesa redonda que reclamamos cuando llegamos a Heavy’s. Me detengo lo suficiente para sopesar eso. —Dulzura —Beck interrumpe mi alboroto con un guiño—. —Me sonríe de vuelta.

—Hago puchero. ¿es algo como. —Entonces. Dee y yo continuamos nuestro debate sobre los beneficios de hacernos tatuajes cuando estás lejos de estar sobrio. ¡Creo que necesitamos más cerveza! —Tomo la jarra vacía y me levanto para encontrar a la mesera por más. De acuerdo. Echando un vistazo a la pantalla con el ceño ligeramente fruncido. o supongo que para esta noche ahora? —pregunto. ¿qué es lo siguiente en nuestro itinerario para hoy. No creo que entiendan cuán seria estoy en este momento. cuando Greg regresa. Me tomo mi tiempo en volver. aproximadamente cientos de veces desde que nos sentamos a comer. lo que sea. —Ah. 72 —Um. ¿Eso te lo aclara? Oh. entonces arrojan sus cabezas hacia atrás y se ríen tan profunda y ruidosamente que atraen la atención de casi todo el lugar. podría sentirme como una participante no dispuesta de un trío. antes de volver su atención de vuelta a Dee—. —Esto no es gracioso. Creo que desaprueban a las personas que están una milla por encima del límite legal de alcohol. pero su teléfono lo interrumpe. sexo duro y jodidamente sucio. antes de regresar. . Miro a Beck y arrojo mi pregunta de vuelta a él. tratando lo más que puedo de no carcajearme de mis dos compañeros de mesa. luego de vuelta a nosotras. —¿Entonces? ¿Lo haces? ¿Piensas mucho en sexo? —Dulzura —empieza. —Mirándome de regreso—. Página —No creo que esa sea una idea tan buena. bueno… está bien.—Sí. Si esto es calienta un poco más. Dios. dado que tienen una enorme polla balanceándose alrededor ahí abajo. una mirada de completo éxtasis en su rostro. Ya sé. Dee. recuerdan constantemente pensar en usarla? ¿Como si tuvieran algún mechero del sexo? —Estoy hablando completamente en serio en este momento. Dee carraspea y me mira. Greg deja de reírse y empieza a contestar con humor centellando en sus ojos. he pensado en sexo. Beck y Greg se miran el uno al otro. con lujuria aun nublando sus ojos marrones. Parece que el Greg gruñón está de vuelta. ¡vayamos a hacernos algunos tatuajes! Te mantienes hablando de lo mucho que quieres uno. La risa y ligereza que se había apoderado de su rostro se ha ido y su ceño fruncido está de vuelta. se excusa de la mesa. Le echo un vistazo a la mesa en mi camino al bar y noto que Dee todavía está fijando la mirada en Beck. dándole a esos dos sucios pervertidos un segundo para hacer lo que sea que es lo que parecen estar haciendo.

hay lugares a los que ir. quizás exageré ligeramente. dejándolos en la mesa. numerosas jarras de cervezas y todo eso. pero dudo Página De acuerdo. —¿Cuál demonios es su problema ahora? —¿Ustedes dos están casi listos para irse? Voy a buscar nuestro boleto para que podamos salir de aquí. Tiene una mirada en ella que dice que está de acuerdo con lo que sea. no hay manera de negarlo. estoy harta de ser tratada con guantes de seda. pequeña perra. dulzura. Tal vez estaba esperando que lo presionara por su humor o podría ser el hecho de que he decidido repentinamente que marcarme a mí misma con algo permanente tal vez sea una buena idea. sabía que no sería capaz de dejarlo ser por demasiado tiempo y ese comentario simplemente me irrita demasiado. quien parece tan sorprendida por su respuesta como yo. pero pude decirte su nombre. pero está claramente confundida con mi acuerdo por visitar Smudge. el nuevo salón en Grove. nena. le echo un vistazo a Beck. solo dijo que necesitaba hacer algo y que se encontraría con nosotros allá. pero sabes qué. —Perfecto. —Me levanto y me alejo. Piensa acerca de lo que quieres obtener. Maldito hombre exasperante. Terminen. 73 —No lo sé. Sin bromas encontradas en su tono ahora. fijando mis ojos con Dee. No me detendrá. —Dee.—G. Lo observó abrir la puerta de un tirón y salir. gente. ¿del que te estaba contando tu asistente? Me mira. como alguna muñeca de porcelana que podría romperse con el más pequeño de los toques. tratando de juzgar si estoy hablando en serio o no y prácticamente saco mis ojos de sus cuencas para comunicarle que estaba hablando jodidamente en serio. De ninguna jodida manera. ¿dónde está ese lugar del que me contaste el otro día? Ya sabes. —Junto mis manos y miro a Greg con toda la seriedad que tengo en mí. Dee quiere ir a hacernos tatuajes. Greg se inclina y le dice algo a Beck antes de levantarse y salir marchando por la puerta de nuevo. —Cierto. No es algo que haces cuando no estás pensando con claridad y malditamente seguro que no es algo que haces cuando tu cabeza no está en el lugar correcto. Mi cabeza está bien justo donde está y no quiero que me psicoanalice. Miro a Dee. Dijo que este chico grande que hace su trabajo es el mejor. Me trago otras dos cervezas. ¿qué piensas? —Parece sorprendido por mi pregunta. De ninguna manera en el infierno. —Me está mirando directamente cuando dice eso. así que será mejor que esté lista. solo me está hablando a mí. la seriedad está pintada pesadamente sobre toda su respuesta. tendría que encerrarme. Mi camino para encontrar a la vieja Izzy empieza justo ahora y no voy a dejar que Greg y su lío de mierda se metan con esto. “Tu cabeza no está en el lugar correcto”. Lo cual simplemente me irrita más. pienso que podría no ser la mejor idea… ya sabes. sé que lo está. una vez más. personalmente. Ella lo trajo a colación. recuerda que esta fue idea tuya. jodido imbécil. te refieres a Smudge. . simplemente perfecto. —No creo que esa sea una buena idea. Está molesto.

Por lo menos esta vez no está preocupada por mi estabilidad mental. Probablemente está preocupada por la roca gigante que parece haber aparecido entre Greg y yo. Beck probablemente está tratando de averiguar con qué tipo de jodida loca se ha tropezado y Dee probablemente está preocupándose otra vez.Página 74 que sigan empapados en su nube de lujuria. o por lo menos espero que no lo esté. .

No creas que está insistiendo para ser un idiota. Greg estaba esperando afuera de Heavy’s cuando salimos. Finalmente tiene suficiente y se vuelve hacia mí. controlaría el destino y yo estaba haciendo esto hasta que terminara. lo sé perfectamente. Este mal sueño del que estoy más que lista para despertar. Dee. Greg simplemente me hizo estallar cuando dijo que no estaba bien de la cabeza. Lo sabes. No. Algún juguete que no importa cuántas veces le untes pegamento Elmer’s. pero ¿a qué costo? 75 —Está bien. solo quiero que se termine. dime realmente de qué va esto. Quiere que sea feliz. Dee. mirando por la ventana. de esquivar a Greg y huir de Axel. Estoy bien. Haría cualquier cosa para quitar tu sufrimiento. realmente se preocupa. —Dejo escapar un resoplido frustrado y vuelvo la cabeza para ver la ciudad. Sabía que si dejábamos conducir a Greg. ¿Cuál es el punto? No sé qué pensar de Greg. Le pago rápidamente y corro hacia la puerta. Sé que se preocupa. Estoy harta de que todo el mundo me mire como si fuera un juguete irreparable. Dejamos su auto en Heavy’s y saltamos en el primer taxi que vi. Simplemente no me gusta verte lastimada y no me gusta verlos pelear a Greg y a ti. Demasiado para él el tener que encargarse de algo. Sabes que también tiene que estar lastimado. Estoy tan cansada de esta semana. —¿Exactamente a quién estás tratando de convencer. Estoy harta de ser esa chica. pero lo suficiente para que el silencio no sea incómodo. Probablemente todavía está reproduciendo mi negativa al aventón de los chicos. —Muy bien. o al menos lo estoy intentando.D ee está bastante callada cuando entramos en el taxi después de salir de Heavy’s. Iz. Solo necesito que estés de mi lado y confíes en mí para manejar esto en mis propios términos. no muy fuerte. Veo la Página No respondo. —No tengo que convencer a nadie. Nos detenemos frente a Smudge unos minutos más tarde. solo porque no quiero hablar de… Axel. . puedo decir honestamente que no sé hacia dónde va con su necesidad de charlar conmigo. el taxista nos deja salir directamente en la puerta principal. Iz. pero ahora que su lealtad está dividida. Izzy? —dice en voz baja. se sigue cayendo a pedazos. Entiendo. ¿Qué está pasando realmente allá arriba? —Se acerca y golpea ligeramente mi cabeza. —Nada está pasando allá arriba. Durante los primeros cinco minutos. la suave música country suena a través de los altavoces. ella se sienta en silencio. no quiere decir que no esté bien de la cabeza. Esto es más que un par de copas y chistes sexuales. dejando a un Greg echando humo y un confuso Beck parado en su camioneta.

Greg puede ser como un hermano para mí. No. un ligero rubor tiñendo sus mejillas blancas. el techo y el mosaico son negros. empujando el portapapeles con los formularios en este en sus brazos. Incluso si no supiera que era Greg. entonces ¿dónde tenemos que esperar? —Ella puede seguir lujuriándolos cuando termine con nosotras. Junto a Beck. pero las tres tienen ventanas polarizadas. Tengo el tiempo suficiente para registrar su tutú rosa fuerte mientras desaparece en una de las habitaciones traseras. tendré eso más tarde. »Bien. cada uno con una pared de un metro veinte de altura. pero no dirá nada. solo necesito una copia de sus licencias y que ambas llenen estos formularios. No estoy segura de querer saber qué ocurre allí. Mmm. 76 Me devuelve la mirada. no necesito darme la vuelta para saber quién acaba de entrar por la puerta. —¿Qué se les ofrece señoritas? Soy Trix. Página —Lo siento. quizás la próxima vez tenga que pedirle a ella que me lleve de compras. muy tatuada. las paredes están pintadas de un rojo intenso. dándole mi propia sonrisa. Tienen la habitación acomodada con pequeños cubículos contra las paredes laterales.camioneta de Greg rugiendo por la calle cuando entro en el interior del edificio. . Oigo la campana sobre el ruido metálico de la puerta. ¿Quién de ustedes tiene la intención de obtener un tatuaje esta noche? —pregunta con una sonrisa alegre. —Se da vuelta para mirar a Greg y Beck una vez más antes de caminar por las filas de cubículos. la mirada que Trix está disparando por encima de mi hombro lo dice todo. Agarro el brazo de Dee y tiro de ella hacia el sofá. estoy segura que los chicos están consiguiendo todas las miradas. pero incluso yo puedo admitir lo caliente que es. Su cabello cortado al estilo duendecillo sobresale en direcciones aleatorias y está teñido de un color azul eléctrico. de pie detrás de ella. Hay una mujer joven. Su rostro es de una belleza clásica y se vería rara contra su arte en el cuerpo y la elección de cabello. no en un lugar público como este. Puede que me mire con su disgusto y juicio. Me acerco a la enorme vitrina con forma de “U” colocada en medio de la habitación. pero creo que podemos acomodarlas. Iré a ver quién casi ha terminado y las puedo poner como las siguientes. Tomen asiento en esos sofás y echen un vistazo a los libros de fotos sobre la mesa si necesitan tener una idea de lo que quieren. pero tiene el maquillaje muy sobrecargado. los tutús se ven bastante jodidamente impresionantes. Entramos en el iluminado edificio. Dee me mira. está bien. gruesas líneas negras esbozan sus ojos casi violetas y sus labios están pintados de rojo. claramente empezando a anticiparse abriendo su boca tan enorme como lo hizo en Heavy’s. pero no hay manera de que la libere. Su sombra de ojos es tan brillante y tan azul como su cabello. Hay algunas habitaciones contra la pared del fondo. Bienvenidas a Smudge. No causará una escena. —Ambas —le disparo a Trix. Tenemos algunos clientes por delante de ustedes.

abriendo la cubierta y disfrutando de una polla muy de cerca y en persona con una barra con pesitas unida a la cabeza. Hago el trabajo rápido de llenar las hojas.—Llena esto y luego mira —digo. —Claro. sin embargo. Claro. no puedo imaginar lo extraño que parecía. Bueno. La permanencia no es ni siquiera un problema allí. tiene una enorme sonrisa en su rostro. —¿En serio. Debo haber estado mirándolos por un rato. con los ojos haciendo ardientes agujeros directamente en mí. ni siquiera molestándome en ocultar mis latentes vibraciones de molestia. Dee. no pensé completamente en hacer esto. Dee está hojeando uno de los libros de tatuajes. Dee me mira y da un suave resoplido. saco mi licencia de mi cartera y camino de regreso hacia Trix. repasando en mi cabeza las ventajas de una perforación sobre un tatuaje. Página —Qué. nada. »Esta fue tu idea. no te preocupes que no me estoy echando para atrás. ahora esas no lucen tan traumatizantes como las pollas decoradas. pero debe ser algo que piense y planee. Greg está derecho y claramente muy enfadado. Me da una pequeña inclinación de cabeza y se va de nuevo a una de las habitaciones con ventanas polarizadas. inclinándome sobre la vitrina para susurrar mi solicitud en su oreja. Es lo suficientemente lenta con sus papeles que sé que está tratando de encontrar una manera de echarse para atrás. Una perforación. solo algo bonito para ver por un tiempo. —¿Elegiste algo? —le pregunto. claramente no hacen solo tatuajes aquí. —Izzy —comienza Greg—. Puede haber algo de miedo en sus ojos. bueno… puedo quitarla cuando me harté de ella. está tratando de no reírse. —Lo sé. No está realmente mirando nada. no algo que decida con ira. Entrego todo para que haga su trabajo. Solo estoy disfrutando de mi jodida cabeza demente. Me levanto y camino de nuevo hacia Trix. nada grande. Admitiré que cuando tuve mi ataque por las palabras de Greg. pero lo conseguí. camino de regreso y me siento junto a Dee. ¿recuerdas? —Me mira. aún con sus ojos preocupados. Cuando me alejo. Iz? ¿Anillos para pezones? —Tal vez —murmuro. quien me está mirando y. de ninguna jodida manera. En algún momento. Casi hacen que las tetas de esta chica se vean… hermosas. . 77 Me doy vuelta y le doy una sonrisa inteligente. yo mirando las tetas de otra persona. señalando los encuadernados. Hojeo unas cuantas páginas más y llego a algunas perforaciones femeninas. ¿qué demonios estás haciendo? Camino de vuelta hacia Dee. Gregory. pero sobre todo curiosidad por lo lejos que planeo llegar con esto. ¿solo prométeme que podemos hablar de esto pronto? —Dios. solo moviendo de un tirón y robando miradas a Beck. la amo. —Me estiro y agarro uno de los libros de la mesa. —Sí. he querido un tatuaje por un tiempo. Somos claramente una familia disfuncional.

—Está todo bien. Página —Ah. no sientas que tienes que hacer esto solo porque yo estoy dispuesta a demostrar un punto al gran idiota. —Nos estamos riendo con fuerza cuando un hombre bien parecido se acerca y pregunta cuál de nosotras es Izzy. Realmente es muy agradable a la vista. ¿No conduje específicamente a otra ciudad porque no quería ver a un ginecólogo hombre? Ahora. perfecto. Tiene el cabello castaño claro. en todo caso. pero si esto no es algo que desees. puedo oír a Greg hablando con dureza detrás de mí. —Me sonríe. Nos ponemos en marcha hacia las habitaciones con ventanas polarizadas. Si no fuera por las grandes expansiones a través de sus orejas. Parece tallado en piedra y sé que simplemente se está preparando para terminar esto. Ya ha acomodado las cosas que necesitará en la pequeña bandeja junto a la silla. podría pensar que estaba en el lugar equivocado. —Tiene de nuevo su sonrisa feliz en su rostro. aparte de mis orejas. no lo vi venir. Sus ojos son azules y brillan con picardía. encrespado debajo de sus orejas y detrás de la parte posterior de la gorra que está usando. Por alguna razón.—Perfecto. pero puedo decir que no le importa ahora. debe asumir que esto es una especie de perversión que tengo. Su rostro es el modelo perfecto. —Tyler. Me encanta tener las primeras veces. parece que va a estallar pronto. . un poco largo a los costados. Algo sobre las ventanas me tenía esperando algo de pesimismo aquí. —Puede que esté enojada. levantándome y tendiéndole la mano. el techo y el suelo coinciden con la decoración de la puerta. No me doy la vuelta para ver con quién está hablando. dos anillos en las cejas y el colorido tatuaje corriendo en ambos brazos. Hay una sola silla como de dentista en el centro de la habitación y una larga mesa contra la pared del fondo. Tyler. Iz. Puedo ver a Greg por el rabillo de mi ojo. Llevo mi atención de nuevo al hombre frente a mí. un anillo en los labios. necesito tiempo para encontrar el tatuaje perfecto y esta estúpida pelea con Greg no va a hacerme conseguir uno. yo no estaría aquí si no quisiera estarlo. —¿Las primeras perforaciones? —pregunta Tyler mientras me hace un gesto para que salte sobre la silla. Además. 78 —Síp. no va a detener esto. creo que mis tetas se verán jodidamente calientes con alguna joya. esperaba que la persona que hiciera mis perforaciones fuera una mujer. encantado de conocerte. puede que no haya querido aparecerse realmente aquí. Esto podría ser más divertido de lo que pensaba que sería. —Izzy sería yo —le digo. ¿la persona que va a empujar una aguja a través de mis senos va a ser este atractivo hombre? Mierda. ¿En serio vas a ponerte unos anillos colgando de tus tetas? —Ríe disimuladamente. Las paredes. ¿Lista? —Claro que sí. pero no soy estúpida. Entramos en la habitación y estoy sorprendida de ver lo brillante que es aquí dentro.

No conozco esas botas. —¿Estás lista? —pregunta. Dejo escapar el aliento que estaba sosteniendo… no está mal. Sin duda no está mal. puedo ver una pierna muy larga con jeans y una gran bota. ha pasado mucho tiempo desde que alguien que no sea yo haya tocado mis tetas. —Cierro los ojos con fuerza otra vez y se repite el proceso. Me da un rápido apretón antes de soltar los músculos de mi pecho. —Me río—. Tyler se acerca y me ayuda a inclinarme hacia delante para que así pueda perforar mis pezones. ni siquiera me importa. no es natural estar caliente en este momento. alcanzo el dobladillo de mi camiseta y la saco sobre mi cabeza. No es un dolor desagradable. —Síp. Sin duda. Página —Lista. sujetador y puedes quitarte los pantalones también si eso funciona para ti. pero justo cuando lo siento terminar enroscar la bola al final de mi nueva perforación. Entonces oigo la suave orden. quizás no todo el coqueteo ha salido de su sistema. 79 —Muy bien. En este punto. Él salta frente a mí. —Cierro los ojos con fuerza. la orden dicha con tanta furia que solo un tonto ignoraría. Levanta la vista y me da un pequeño guiño. pero hace rápido el trabajo con el marcador. —No. hay un fuerte golpe en la puerta y de repente se abre de un jalón. Está bien. Parece haber perdido su coqueteo juguetón y se convirtió en el profesional perfecto. rezando para estar equivocada acerca de quién está de pie delante de Tyler. haz lo tuyo. escondida detrás de Tyler el perforador. No me gustaría echar a perder esas perfectas tetas. El dolor ya está retrocediendo y un extraño ardor adormecedor se está apoderando. tratando de proteger mi pudor. así que aunque es incómodo. cariño. Llego a mi espalda y con un tirón desabrocho mi sujetador. Ponte cómoda y recuéstate sobre tu espalda. Poniendo la espalda plana en la silla. estoy segura de que fue más para su beneficio que para la alineación de mis perforaciones. Si así es como se siente cada perforación en el cuerpo. Tengo que marcarte primero para asegurarme de que tengo estas barras perfectamente niveladas. Aprieto los ojos de nuevo. —No está mal. Sus manos enguantadas están frías al principio. todo el tiempo. Desde mi lugar. observando la mirada lujuriosa llenando su rostro. ahora puedo entender por qué Tyler tiene tantas. su tacto no es exactamente repugnante. Blusa. Eligiendo ignorar su descarado coqueteo. bordeando la línea entre el dolor y el placer. seguro. ¿eh? —pregunta mientras camina alrededor de la silla hacia el otro lado. lanzando ambos en la silla de la esquina. y espero. estoy segura de eso. La única otra cosa que puedo ver más allá de Tyler es un puño gigante flexionado y palpitante junto a las piernas. Puedo sentir la mordida suave de la aguja contra mi pezón izquierdo. me estiro y sujeto mi cabello en un complicado nudo en la parte superior de mi cabeza. ¿qué necesitas que haga? —Quítate la ropa. ¿lista para el siguiente? . Me da un pinchazo agudo antes de que lo sienta empujar la aguja.—Ja. Entonces.

Siempre fue alto. Se inclina. encerrándonos en la habitación e interponiéndose entre mi ropa y yo. Podría tomar a todas las personas en todo el edificio para sacar a esta enojada bestia. ¿me entiendes? Ahora. no es como si no los hubiera visto antes. . solo que nunca los ha visto así. Se ve tan diferente a la cara de niño que recuerdo en mis sueños. tratando de averiguar si sé quién es o si tiene que sacarlo. 80 —¿Qué demonios te dije. Esto no va a ser divertido. me limpia rápidamente sobre la perforación y me dice que dejará una hoja con las instrucciones enfrente con Trix. Jodidamente ahora. ¿estás segura? —pregunta y ante mi asentimiento. pero al menos escondería mi cuerpo. sin molestarse siquiera en mirar hacia otro lado. a continuación subo mi mirada y me encuentro con los ardientes y muy enojados ojos verdes de Axel. Cuando se fue a los dieciocho años. Energía furiosa. No solo estoy sentada frente a él desnuda de cintura para arriba. no solo abrazando sus brazos fuertemente tatuados. tenía el cuerpo de un chico. Izzy? Te encontraría. Dijo cada puerta cuando me amenazó con encontrarme. Quizás pueda evitarlo el tiempo suficiente para escapar—. su aguda mirada me tiene alzando mis ojos para encontrarme Página —¿Podrías pasarme mi ropa. Tengo la sensación de que tampoco es feliz acerca de que lo dejara plantado hoy. Axel. Miro hacia abajo y me aseguro de que la toalla me esté cubriendo lo suficiente. Incluso puedes ver la ondulación de sus abdominales a través del material. sino también su vientre plano. mi acto de rebelión no se ve tan caliente. sus músculos palpitaban en sus brazos. O algo de mi cuerpo. ¿quieres jodidamente decirme qué demonios estás haciendo sin tu jodida camisa aquí? —No hay necesidad de mirar su rostro para juzgar su estado de ánimo. está bien enojado. no hay manera de que fuera capaz de mover a este hombre. Parecía haber duplicado su tamaño.—Muévete. mierda mierda mierda! Tyler mira por encima de su hombro hacia mí. Bien. Puede que no fuera la cosa más limpia del mundo en este momento. pero no había nada de ese chico ahora. Está bien. ¿Cómo diablos supo dónde encontrarme? Da un paso amenazador hacia adelante y cierra la puerta detrás de él. flexionándose con energía reprimida. jalando mi sujetador y camiseta de la silla detrás de él. —Gracias —digo en voz baja a Tyler—. De repente. ¡Mierda. Realmente ridículo. Por favor. La edad ha hecho cosas maravillosas a este hombre. parece la apuesta más segura en este punto. Duele físicamente el respirar. Muévete jodidamente fuera de mi camino. cubiertas de mezclilla. Puedo sentir las vibraciones viniendo de él y no son felices. no te estás escondiendo de esta jodida charla. Su camiseta negra está ajustada. Tomo mi sujetador y dejo caer la toalla. —Está bien. por favor? —le contesto eso. pero más duro. pero nunca de esta altura. regresaré a pagarte. sigue siendo Axel. Pone su mano detrás de su espalda y saca una toalla que había traído colgando de la parte trasera de su cinturón. sino que el ver su rostro sigue sintiéndose como un puñetazo directo al estómago. Sus piernas son largas y gruesas.

Sé que en el fondo Axel no me haría daño. pero esta ha sido mi realidad por tanto tiempo que el instinto de protegerme es demasiado fuerte. Vamos. date la vuelta —dice después de una larga pausa. ¿Y cómo atravesaré esto? —¿No es de mi jodida incumbencia? Ya veremos eso. Sus ojos se centran directamente en mi pecho y su nueva joyería. vamos a hablar y vamos a hablar ahora. nunca dañaría ni un solo jodido cabello de tu cabeza. princesa. pero soy completamente sorprendida ante el dolor en sus ojos—. —¿Qué demonios? ¿Dejas que un desconocido ponga sus manos en tus jodidas tetas? —Ni siquiera menciona las barras. muy vivo y enojado. Axel. cerrando los ojos con fuerza y girando la cabeza lejos de su mano. Hago el rápido trabajo de vestirme. Asiento una vez. Izzy? —No le contesto. nunca pondría mis manos sobre ti. Ponte tu jodida ropa antes de que alguien te vea. no puedo. dándole eso antes de seguirlo afuera por la puerta. que están erguidas en toda su gloria plateada contra mis pezones rosados. solo tengo que averiguar qué y cuánto decirle. Date la vuelta. No puedo creer que realmente esté justo frente a mí. Nunca pensé que iba a oír esa palabra viniendo de esos labios de nuevo. Maldice entre dientes cuando me estremezco aún más. con los ojos en el suelo. pero inmediatamente me encojo hacia atrás. preparándome para cualquier reacción. ahora —grita. cómo puede ignorarlas. pero su tono es suave y tranquilizador. Nunca. . volteándome completamente lejos de él. pero casi parece alivio. En este punto. Página Me inmuto. no tengas miedo de mí. Se acerca. Todavía puedo sentir su ira. la ira lo está dominando en este momento. Cuando estoy completamente cubierta y de pie delante de él. Izzy. cuidando mis sensibles y doloridos pezones. Mi confianza de antes se ha ido y suena casi como un susurro. Todavía estoy de lado. Puedo ver su pecho moviéndose rápidamente. —No es de tu incumbencia. Levanto la mirada y me encuentro con los ojos Trix. esperando el impacto—. Incluso tan loco como me tienes. Me escuchas. No puedo decir lo que está trabajando detrás de sus ojos. 81 »Izzy. ni siquiera sé cuál es su objetivo. Me guste o no. pero eso no tiene nada que ver con temerle.con los suyos. esta charla está a punto de suceder. La lucha me ha dejado y sé que es inútil tratar de huir de él. No ha sido de tu incumbencia en un maldito largo tiempo. Poco a poco me volteo. El escucharlo llamarme princesa de nuevo es casi tan doloroso como verlo delante de mí. no puedo evitar las lágrimas que corren silenciosamente por mis mejillas. —¿Qué demonios es esta mierda. escúchame en este jodido momento. Camino detrás de él. su nariz está bufando y sus manos están nuevamente abriéndose y cerrándose en puños apretados. Izzy. caminando más allá de los cubículos y alrededor de la vitrina. miro hacia arriba y solo lo aprecio. por favor princesa. —Mi voz suena graciosa.

Te llamaré mañana y quizá para entonces entiendas por qué este fue el único movimiento que me dejaste. realmente. quien ha lanzado su brazo con fuerza alrededor de sus hombros. Iz —susurra en mi oído antes de alejarse y regresar con Beck. pero no jugarás estos jodidos juegos. Camino por la puerta principal y me quedo allí. incluso más abundantes que antes. ni siquiera me molesto en enmascarar el dolor puro. Puedo ver a Greg y se ve visiblemente afectado por mis lágrimas. abrazándola. y luego una mirada que estoy segura se acerca al dolor en mi cara se apodera de sus rasgos. —Juegos. Ni siquiera le doy un segundo pensamiento. Estoy muerta para ti. esperando que el resto de esta jodida comitiva se una a mí en la acera. ¿Cómo pudo hacerme esto? Las lágrimas empiezan a caer de nuevo. me conoce demasiado bien. todo lo que había estado construyendo. En lo que a mí respecta. pero los rayos tiran de mi brazo por este Página —Ni siquiera te molestes. escribí el número de la tienda allí en caso de que tengas alguna pregunta. tomé un taxi. —Ni siquiera reconozco mi voz. no me sentaré y veré tu autodestrucción con estos jodidos juegos. simplemente no puedo entenderlo ahora. Axel sale primero. oigo a Dee jadear detrás de él y siento a Axel estremecerse profundamente a mis espaldas. pero esta mierda se detiene ahora. no está enamorada de Axel. sino que más bien me mira con preocupación sin censura. 82 La lucha. Me imagino que Dee está tan sorprendida como yo de que Greg admitió dejarle saber a Axel dónde estaba. Dee se acerca y me da un torpe abrazo. agarrando mi mano. Puedes estar enojada y entiendo que lo estarás. Mi mente está enfocada en una cosa y solo una cosa. muy inestable y le pregunto cuánto. Greg. ¿me oyes? No existo para ti. Le doy las gracias. »No conduje. con lágrimas fluyendo rápidamente. aquí están las instrucciones de Ty. encajonándome y haciendo imposible cualquier idea de huir. o bien lo haces aquí o me encuentras en alguna parte. —Ya pagado. —Vas a estar bien. Él me da una sonrisa simpática. —Me mira y puedo verla comunicándome algo. Toma su puesto detrás de mí. al principio. Le doy una pequeña sonrisa. Entonces me encuentro con los ojos azules de Greg. pero no dice nada y. Estoy completamente aplastada por su traición. Ni siquiera puedo fingir una sonrisa para ella. a continuación busco a Dee. nena. nena. llorando en silencio junto a Beck.sorprendentemente. No. así que sería completamente inútil. se ha ido en un instante. Se ve aturdido. No me estremezco ante su toque. Me doy vuelta y miro los ojos ardientes de Axel. Mis ojos se abren ampliamente en estado de shock. Estoy devastada. que podría decir. —Miro justo a sus ojos. si quieres hablar. el impulso de ser fuerte. Sus ojos arden en llamas y mueve lentamente su mano hacia adelante. puedes perder mi número. La encuentro. Dejo escapar un fuerte suspiro antes de dirigirme a Greg. Te quiero. no tengo ni idea de qué demonios está planeando Axel. . es plana y sin expresión. Así que.

intercambio hacen que mis ojos se agranden hacia él. él también lo siente. me está golpeando las entrañas. Si su ingesta rápida de aire es una indicación. —No hay espacio para discutir. Nuevamente. Página 83 No tengo ni idea de cómo voy a pasar por esto. vamos a tener esta plática y lo vamos a hacer justo ahora antes de que decidas correr. . pero saber que estoy a punto de rasgar viejas heridas mejor que mejor dejarlas en paz. —No vas a abandonar mi jodida vista. Dile adiós a tus amigos. El engaño de Greg es bastante difícil de tragar. lo dice en serio y ni siquiera me importa. entiende eso ahora mismo.

me detengo y lo miro. sus rápidas respiraciones están golpeando mi propia boca en una cálida explosión. ¿No se supone que el propósito de esa cosa es ayudar a las personas a subirse a los vehículos? Típico hombre. Una vez más y lo juro por Dios. Todas las veces que no contenían enojo. fría como hielo. como tu tan amablemente lo has exigido? Página —¿Qué mierda te dije acerca de llamarme Holt? —me grita.L e doy otra mirada a Dee. esperando a que me monte. me doy vuelta y me preparo para seguir a Axel a lugares desconocidos. no puedo evitar recordar todas las veces que miré dentro de estos ojos anteriormente. Miro de él al camión unas pocas veces. empujando cada palabra hacia mí con gran fuerza. Aun en mi actual humor. parece entender y me da un pequeño asentimiento. Métete en el jodido camión — ordena. Empezamos a caminar por la acera. Mis ojos se agrandan ante su cercana proximidad. Mi espíritu de lucha puede que se haya ido. —Su voz aún suena letal. No puede hablar en serio justo ahora. Cuando alcanzamos su gigantesco camión. Su rostro casi está nariz con nariz con el mío. su nuevo nombre—. Axel está de pie junto a mí sosteniendo la puerta. hacer estas malditas cosas imposibles. Ignoro a Greg completamente. no hice exactamente nada malo. —Métete ahora. Así que. Sé lo que viene y podría no estar lista. Es posible que piense que puede inmiscuirse de vuelta a mi vida. él liderando y yo siguiendo silenciosamente detrás de él. El plazo límite ha acabado y aquí estoy. no tengo paciencia para tu mierda. sino inmaculado amor—. ¿cierto? —Odio hacerte notar lo obvio. ¿Cómo demonios se supone que voy a subirme a eso? Estoy a la altura de la cosa esa de estribo. como si simplemente no se hubiera ido durante los últimos doce años. . pero va a estar muy decepcionado si piensa que solo voy a girarme y hacerme la muertita. 84 Sus ojos destellan y se llenan con aún más furia ciega. pero algo me dice que no tengo opción. No tengo idea de qué lo enojó tanto. pero estoy muy lejos de estar acabada. me tiene a mí y técnicamente aún es sábado… incluso si solo quedan unas pocas horas. Holt —Parece que no puedo evitar burlarme de su nombre. Puedo saborearlo en mi lengua y jadeo de sorpresa. me lo advirtió y sabía que sería determinado. ¿exactamente cómo esperas que me meta ahora. Su cara asume una mirada aún más dura y severa. Axel quiere respuestas. pero.

No me importa si toma una eternidad. donde puedes tener la protección de tu pequeño compañero pitbull. 85 —No creo que sea una buena idea. Izzy? Dame un vistazo. él lo hizo. —¿A dónde me llevas? Mi casa está hacia el otro lado —pregunto dócilmente. definitivamente no. porque he terminado de jugar juegos. tratando frenéticamente de pensar en una manera de salir de esto. —Complejo de Napoleón. Cierro de golpe mi boca y me doy la vuelta para observar la ciudad pasar volando. mi estatura no es lo único que jodidamente creció desde que huiste.—Idiota. ¿Tal vez podemos simplemente ir al Starbucks a la vuelta de la esquina? —Tal vez si tuviera un poco más de convicción. habiendo perdido su última pizca de control. ¿qué crees que estoy haciendo? ¿Quedándome aquí para mierdas y jodidas risitas? No. —Después de que lanza ese inesperado comentario. incluso mientras me ignorabas. Lo golpea a la marcha y se dispara lejos de su sitio. Lo que tengo que decirte no debe ser dicho alrededor de otros. y estoy incluso más convencida de que podría no estarlo nunca. Mientras mi confusión crece. una manera de escapar. No puedo meterme en tu estúpido camión. estoy incluso más convencida de que no quiero tener esta conversación con él. empieza a temblar con una risa silenciosa. jodidamente hablarás. también sé que has estado ahí toda la semana. lamentando mi arranque y temiendo su reacción. Si te tomaras un segundo para realmente mirar. miro hacia su severo rostro. Tu pequeño complejo de Napoleón es lindo. Me sorprende cuando. ¿Huir? Habría pensado que estaba hablando de esta semana pasada. A mi casa. El último lugar en el que quiero estar es en su espacio. girando la llave y trayendo esta bestia a un rugiente encendido. tan fuerte que incluso mis oídos están sonando. **** Página —Olvida eso en este instante. ¿De qué está hablando? No hui. Mi mandíbula está aún abierta cuando abre su puerta y arroja su gigantesca complexión en el asiento. en verdad lo es. No estoy lista. Prepárate. en lugar de azotarse. te darías cuenta. princesa. Finalmente. si no hubiera sido por el improvisado comentario acerca de su cambio. estoy pasmada nuevamente. Finalmente. ¡pero también me está impidiendo meterme en el puto camión! —Grito la última parte en su cara. saliendo de mi estupefacto silencio. me habría tomado en serio. jodidamente ahora. Vamos a hablar y lo haremos sin jodidas interrupciones y sin alguien que te ayude a acobardes detrás de una puerta cerrada. No te voy a llevar ahí. agarra mis caderas y me levanta tirándome bruscamente en el asiento. ¿eh? ¿En verdad tengo que recordarte cuán incorrecta es esa declaración. —Sé dónde está tu casa. Instantáneamente estampo la mano en mi boca. Murmura severamente que me “abroche el jodido cinturón” antes de azotar la puerta y desaparecer alrededor del capó. . sola junto a él.

Aún hay sentimientos. acerca de la conexión. cuando la vi por primera vez. y reuniones con nuevos clientes. aun retumbando en mis oídos tan fuertemente como lo está. Necesito más información y la necesito para ayer. Sabía por mi reacción al volver a verla el sábado pasado que esta plática no sería fácil. 4 Barbells: Aretes o piercings para pezones y otras partes del cuerpo Página No fue sino hasta la noche del miércoles que recordé que Greg venía para hablarme sobre su amiga. Recuerdo pensar. justo fuera de mi cuerpo. No debería tener ninguna compasión restante para ella. el sonido de su llanto me está destrozando. Jesús. alguien más tocó lo que era mío. No sé bajo 86 Toda la semana he pensado en ella. Cuando la deja caer de su apretado agarre. . sentimientos que pensé se habían ido para siempre. Tanto como desearía poder mantener mi corazón endurecido para ella. muy brevemente. no puedo sacar la imagen de mi cabeza. Habría sido más rápido si se hubiera quedado cerca y me hubiera disparado en el jodido pecho. pero verlas así. con la amenaza y el esposo que no quería dejarla ir. Ha sido un estrés constante que no necesito cuando estoy tratando de poder en orden todo en mi vida. El martilleo de mi corazón. no está haciendo nada por disfrazar el suave resoplido viniendo del otro lado de mi camión. Si no hubiera pensado que se largaría y correría de nuevo. Greg y yo hemos estado lo suficientemente ocupados con todo el papeleo legal y problemas que continúan brotando con la nueva compañía. con sus pezones erectos y luciendo dos barbells4. Esta chica rasgó mi corazón en jodidas tiras y nunca supe por qué. Sostuvo sus tetas en sus manos. atrapados en esa caja con mi corazón. No hubo manera de razonar con mi cerebro de que no era mía. Iz. luego sesiones informativas con él y con los chicos. debería haber muerto hace tiempo. no pude evitar mi primer pensamiento: ese cabrón puso sus manos sobre ella. simplemente estallar. Al menos habría muerto instantáneamente. eso sería la primera cosa que sentí. Sus tetas siempre fueron jodidamente perfectas. A mi mente no le importa que ha pasado una buena década desde que tuve la oportunidad de disfrutarlas. pude haberme vaciado en mis pantalones.Axel Mi corazón se siente como si pudiera arrancarse de mi pecho en cualquier momento. Además de las reuniones y la mudanza a la oficina. Tanto como quería caer a mis rodillas y chupar con mi boca sus descarados pezones rosados. Esas son mis jodidas tetas y ella es mi jodida chica. No tengo tiempo para estar paseando en el jardín de los recuerdos. vi rojo. de su esbelto cuerpo sosteniendo esa pobre excusa de una toalla contra su pecho. en lugar de desangrarme lentamente durante los últimos doce años. pero instantáneamente se fue al carajo cuando todo el infierno le siguió a nuestro encuentro. habría matado a ese mierdecilla. creí que iba a tragarme mi legua. Lívido.

Incluso ahora. —No estuvo feliz cuando estallé en su oído. si eso significaba que hubiera tenido a mi Izzy conmigo todos estos años. 87 Qué pensamiento tan cómico. Ni siquiera conozco a ésta Izzy. Cuando llegó hoy la hora del almuerzo y aún no había sabido nada de ella. pero la apoyaré porque es mi chica. mi ira se unió a la suya. pero incluso eso no me detiene de esperar que ella se dé cuenta de cuán lejos he llegado.qué tipo de amenaza está y realmente ni siquiera sé mucho sobre su matrimonio. pero que me jodan si alguna vez vuelvo a vivir apretado como sardina en una lata. Sé por qué compré este lugar y no necesito que nadie me diga que estoy compensando las obsesiones de mi infancia. lo sé. escupiendo fuego y revelando su ubicación. El momento para conseguir mis respuestas llegará. ella sabe cómo me siento y hablará cuando esté lista. Joder. Siento como que estoy viendo mi casa desde un nuevo par de ojos. No había esperado que sacara un acto de desaparición y se escondiera todo el día. Tan imbécil como eso podía hacerme. Llamé a Greg para ver si tal vez podía ganar un jodido apoyo en esta pelea. detengo mi camión en mi entrada. Imagina mi conmoción cuando recibí una llamada. pero primero hablaremos sobre este esposo suyo. Estoy seguro de que hay abundancia de loqueros que amarían meterse en mi cabeza. Después de conducir otros cinco minutos. y esporádicos suaves resoplidos de Izzy. Puedo ser un hombre de treinta y un años. No importó cuántas veces pregunté o directamente exigí. mi principal enfoque está en descubrir qué está pasando con este imbécil. . anticipando alguna razón de mierda por la cual no sería capaz de encontrarse conmigo hoy. no iba a decirme dónde estaban. Con mucho gusto hubiera regalado cada uno de los centavos a mi nombre. dijo: —No me voy a meter en esto. Ella no es su maldita chica. Página La casa que compré estaba por encima del promedio. Sin embargo. me detengo en la puerta de seguridad de mi casa. cuánto fui capaz de lograr sin ella en mi vida. Debería haberlo esperado. Asumí por muchos años que ella era feliz de que yo estuviera aplastado y enojado porque no podía colarme de nuevo en su vida si ella era feliz. Esperé su llamada ayer. Cuando llegué para encontrarla herméticamente cerrada y sin nadie en casa. abundancia de mierda almacenada ahí. una parte aún más pequeña de mí espera que sienta un poco de celos de lo buena que es mi vida. esas tetas se ven jodidamente calientes. Pero no ésta Izzy. me enojé. tratando de ver cómo considerará mi éxito. ni si quiera una hora después de Greg. Parte de los planes que alguna vez habíamos hecho juntos. Después de ingresar el código. No estoy de acuerdo con esto. solo que este no es el departamento de una habitación en el que teníamos puestos los ojos. cómo me he sacado finalmente de huérfano e indigente a esto. Cuando llegué y caminé dentro de un salón de tatuajes de todos los lugares. ansiando respuestas tan ferozmente como lo hago. salí hacia su casa.

El exterior no encaja con el interior. La casa está tan vacía como me siento ahora y no me gusta para nada. Los ladrillos rojo oscuro casi lucen negros contra el cielo nocturno. Grande e imponente. Así que. Página —Por aquí. control de mis propias frustraciones. —Creo que eso es lo suficientemente amable hasta que las lágrimas ruedan por sus aterciopeladas mejillas. De nuevo. Nunca he tenido esta cantidad de problemas con controlar las situaciones a mi alrededor. pude habérmelo perdido. control sobre el dolor que ya no tiene lugar en mi corazón y control de mi furiosa erección que parece estar apuntando directo a Izzy. . coopera conmigo. Estoy seguro de que puede sentir las vibras ahogándola. si no la hubiera estado viendo. sorprendentemente está esperando junto a la puerta y claramente está enojada por su larga bajada. mi suposición es que este es su intento de evitarme. Pero. El estilo colonial de la casa está hecho para ser un hogar. Tiempo de lidiar con este asunto. cómico. El inmenso porche del frente se ve acogedor con las mecedoras colocadas entre las cuatro grandes columnas y las flores se ven caseras. Maldita sea.Pasamos el último de los perales de los Bradford que delimita mis ochocientos metros de entrada y la casa salta a la vista. Tan simple como eso. porque estoy harto de jodidos juegos. hablamos. Es difícil no darse cuenta cuando alguien preferiría estar en cualquier otro lugar que con la persona que está. Es difícil decir si siquiera estaría pasando por toda esta mierda si no fuera por Greg y su petición de ayudar a su amiga. Mi instinto me dice que simplemente debería dejarla en paz. Puedo sentir mi temperamento elevándose. está más allá de mí. Solo se convierte en este enorme desastre de juegos inmaduros cuando te vuelves difícil. la luz junto a las rojas puertas dobles frontales irradia brillo y alegría. es simplemente una enorme yuxtaposición de mi vida. —¿Ahora qué? —Es apenas un susurro y. —La bienvenida está simplemente fuera de mis palabras. Izzy aún está simplemente contemplando a través de su ventana. pasarlo a Locke o Coop y fingir que nunca volví a mirar en esos pálidos ojos verdes de nuevo. —Salir del camión. Tiempo de descifrar cualquiera sea el problema con su esposo y descubrir qué demonios pasó con ella. pero ya que estamos sentados en mi oscuro garaje. 88 Me bajo de la cabina y empiezo a encaminarme alrededor del capó hacia su lado. Estoy luchando conmigo mismo por control. casi invitando. Mi instinto está gritándome que lo deje morir. Cómo demonios planea hacerlo cuando está en mi maldita casa e incapaz de irse si yo no la llevo. no esta farsa que tengo funcionando. Debe sentir mis ojos en ella porque finalmente se voltea hacia mí. esperando completamente tener que sacarla y aventarla sobre mi hombro. olvidarme de ella y de las respuestas que ansío.

Transcurro diez minutos mirándola y ella retorciendo sus manos en su regazo. Le doy un momento. Soy bueno en lo que hago. casi ex. gabinetes de madera oscura. Él ha estado resistiéndose al divorcio. Izzy. Parece que podría necesitar un aparato auditivo para esta conversación. No te arrastré hasta aquí para darte un paseo. —Bueno. pude haberme perdido el pequeño salto que dio por mi tono. luego puedes explicarme lo que significa ese jodido paquete. No me pidió personalmente que me encargara de tu mierda solo por joder. Grita bienvenido a casa. Justo cuando empiezo a perder cualquier trazo de paciencia que me queda. así que con suerte simplemente me dirá lo que necesito saber sin hacer un gran problema de esto. sabe por qué estamos aquí. Ahora. Jodida mierda. Hay electrodomésticos cromados. Señalo hacia el banco y ladro una palabra. Locke y Coop. —Habla —ladro. Le toma un segundo. Detalles. Viniendo detrás de ella. —Siéntate. no estaría haciendo esto. solo dos taburetes de bar junto a la isla. puedo ver mis palabras trabajando en su mente. Sin mesa. así que se detiene junto a la puerta. Greg va a deberme en grande por esto. encimeras de granito y un montón de nada más. pero yo puedo hacerlo mejor. vamos a ver. Abro la puerta hacia el vestíbulo fuera del garaje y le hago señas para que entre. —Brandon. Está mirando sus pies. ¿qué demonios? 89 —¿Puede alguien más hacer esto?¿Tienes que ser tú? —Quiero estrangularla. explicas. Cierra sus ojos por unos cuantos minutos e inhala profundamente. la amargura en mi lengua es fuerte y clara—. Tuvimos un… matrimonio desafiante. ingreso el código de la alarma y enciendo la luz hacia la cocina. así que eso solo deja una cosa. finalmente habla. mi ex… bueno. Si no la hubiera estado observando por la pasada eternidad. si no hubiera sido por Greg básicamente rogándome que te ayudara. —No sé qué quieres que diga.Poca probabilidad de eso. esto no es un juego y te digo esto. Izzy. no necesito ponerme al día con el último chisme de la ciudad y jodidamente seguro que no te traje aquí por la compañía. . Me fui hace poco más de dos años y me mudé aquí. el sonido haciendo vibrar las paredes desnudas. Es difícil decir si la asusté o si algo más está sucediendo detrás de sus ojos cuando levanta su cabeza de golpe. —No Página —Termina con la mierda de preparatoria. qué está pasando con tu esposo —Escupo la palabra. pero nunca salen palabras. —Más susurros. en detalle. seguro que podrían hacerlo. La casa está a oscuras. Primero. Abre su boca unas pocas veces. ni siquiera hace el intento de discutirme y se sienta.

Busco en cada habitación de la planta principal. Suficiente de está mierda. Y lo que realmente no entiendo… lo que realmente no comprendo es por qué simplemente no te deja ir. si no me dices nada más que tu matrimonio perfecto no funcionó? Qué. un llanto suave. soy jodidamente grande para arrastrarme ahí por ti. Finalmente tengo suerte cuando paso por el dormitorio al lado de las escaleras. Finalmente la encuentro. —Intento. meciéndose hacia adelante y hacia atrás. Ya revisé esta habitación y no había estado ahí. Una vez que tengo lo suficientemente despejado que puedo tocarla. finalmente reduzco la búsqueda. porque cuando ella rompe a llorar y sale corriendo hacia los oscurecidos pasillos de mi casa. sal de ahí. ¿Cómo esperas que me encargue de esto. un completo montón de cosas. de él. ¿Qué mierda? Gruñendo como un tonto. nada. 90 —De verdad. Izzy. frustrantes minutos sin suerte. —E intento. —Vamos. moviendo una a la vez lejos de su pequeño cuerpo hecho bola. No espero que se lance hacia atrás lejos de mi mano extendida. —Izzy.tomó mucha deducción adivinar que estaba dejando algo fuera. Izzy. Esto es lo que obtengo por comprar una casa de seis malditas habitaciones que no necesito. eso sale más duro de lo que tenía planeado. ya que tengo más habitaciones vacías que muebles. Página Sigo intentándolo diez veces más. ¿te engañó o algo? ¿Finalmente tuviste suficiente de vivir la perfecta y pequeña vida? Dime. salgo en su búsqueda. Uso esta habitación para almacenar todos mis archivos de casos antiguos. sal. troto por las escaleras y miro en cada habitación. En verdad no debería haber sido un gran desafío. —E intento. piernas apretadas contra su pecho y brazos envueltos alrededor de su cuerpo. Se está meciendo. siendo que todas las otras habitaciones. Casi treinta minutos después. estoy completamente desconcertado. nada. extiendo la mano y tiro de ella hacia arriba y fuera. —Incluso a mi parecer. Hace una contracción con un ruido enfermo. Un poco de iluminación sobre esta situación habría sido buena. Se ha embocado tan bien que no hay mucho espacio entre su cabeza y la pared. Nada más que un suave llanto. encajada entre dos grandes pilas de cajas. porque simplemente no lo entiendo. Ha hecho su camino completamente como un ratón entre ellas y está vuelta hacia sí misma. . Sal. Comienzo a recoger las cajas a su alrededor. Lo poco que fui capaz de descubrir esta semana lo hace ver como que tú tenías todo lo que tu pequeño corazón deseaba. excepto en la que duermo. Sorprendido. —Déjame preguntarte algo. están vacías no podía elegir un mejor escondite. Silencio.

Ni siquiera pensé que se había pasado de la raya. . que sabía? ¿Eh? Finalmente mira hacia mí. Se ve tan asustada. de la casa y… los niños. suficiente de esto. asesinado a su gato y le hubiera dicho que no recibiría un pony en Navidad. No había visto a Dee durante algunas semanas. Creo que Dee siempre supo que las cosas estaban raras en la casa Hunter. como si alguien acabara de patear su perrito. Me rogó que me abriera a ella. sabes. Mataré a ese hijo de perra. 91 —El segundo año fue cuando comenzó a cambiar un poco. concentrándose en el espacio y no en mí—. Bien. —Por favor. creo que fue un miércoles… no lo sé. Las palabras estaban más allá de mí y mis burlas anteriores me estaban golpeando en la cara. —Muy bien Izzy. pero es el anhelo que veo en su rostro lo que me tiene paralizado. la estúpida y rota Iz. Alrededor de un mes después de eso me encontré con ella otra vez. ¿Qué sabía yo. no puedo evitar ser absorbido por ella otra vez. Es como si ni siquiera estuviera aquí conmigo. Él trabajaba mucho. me habría convencido de que me había vuelto una estatua. Prendiendo las luces con mi codo. Bonito bulto. Axel. El primer año estuvo bien. Tan difícil. —Fue tan difícil. pero no mucho. Le toma un minuto y más de esa pesada mirada analizadora antes de hablar otra vez. Página Si no podía sentir mi sangre corriendo a través de mi cuerpo en este momento. Mi paciencia se dispara. Tan enojado como estoy ahora mismo. suena tan pequeña y derrotada. qué broma. habla. estúpida chica. decía que lo único que necesitaba hacer era cuidar de él. Un café de media hora con Dee se convirtió en un labio partido. Solo sigue deambulando sus ojos sobre mi rostro. Él iba a llegar tarde ese día y lo único en lo que pude pensar fue. —Salta ante mi silenciosa suplica. Mi humor se está deteriorando con cada segundo y ella solo me mira con ojos vacíos. Escalofríos estallan por todo mi cuerpo con sus siguientes palabras. finalmente… finalmente puedo ver a Dee. Se hace polvo. Sé que esto no va a ser bueno antes de que siquiera dijera una palabra. —Aparta la mirada.—Joder —silbo antes de sacarla en brazos y llevarla hacia mi habitación. camino hacia la cama y la coloco suavemente sobre el colchón antes de pasar los dedos por su cabello. pero le dije que estaba bien. Pequeñas cosas que no noté al principio… hasta que se volvieron grandes cosas. recordándome que yo pedí esto. pero no era malo. se ve como si algo de espíritu hubiera regresado. pensé que lo merecía. Tengo que luchar contra el impulso de golpear algo. No quería que trabajara. Ahora podemos añadir que me explique qué demonios fue eso a la lista. siempre me estaba pidiendo que me quedara en casa y que no me reuniera con Dee para almorzar o cenar. Su tono es apagado. No íbamos a visitar a mis abuelos mucho. —Da un bufido amargo antes de tomar otra respiración—.

Cuando sus ojos vuelven a mí y esa sola y gorda lagrima se derrama de su ojo lo sé. al mismo tiempo luchando por no ir a buscar a este hijo de perra. Debería haber estado allí y. estaba atrapada… atrapada con nadie. no puedo dejar de pensar que. No empeoraron hasta alrededor de nuestro tercer aniversario. hice los mandados y me escabullí para visitar a Dee. Exhalación—. tan ridículo como es el pensamiento. —Intento alcanzar su mano. de día o de noche si la necesitaba. sus ojos siempre 92 —Sí. aunque pensé que lo había logrado… él lo sabía. Finalmente me atrapó sola un día. pero no muchos. continúa—. Axel. Actuaba como si lo sintiera y que fue un accidente. Hace unos años fui a encontrarme con Dee. No le hice caso otra vez. sigue. Todo menos esto. pensando que solo nos había olvidado y seguido adelante. pero estaba llegando tarde. sus ojos casi se ven grises. porque no puedo encontrar ninguna buena manera para tocar a una mujer así. de alguna manera. solo quería verla. —Por un tiempo. Izzy. nada grande. Dee era todo lo que me quedaba. Axel. así que no creas que no pensé en ello. No se puso malo durante unos cuantos meses. Habría estado bien y él nunca se habría enterado. haber sido lo suficientemente fuerte para irme.—Princesa. —Qué exactamente se define como malo. La llamé el día antes del teléfono que me dio. me rogó que me fuera. Él era inteligente. . Me llevó al baño y me rogó que hablara. ¿Esa fue la única vez que puso las manos sobre ti? —Intento por lo suave. estaba recogiendo algunas provisiones. me apartó de todos. He pasado años odiándola. Ella no vivía muy lejos. Me compró un celular prepago y me dijo que la llamara. —Se detiene y nivela su mirada con la mía. ¿cierto? —Me mira. no quiero escuchar esto. simplemente lo sé. pero ella la tira cerca de su cuerpo—. Fuimos capaces de realizar furtivamente un par de llamadas y encuentros secretos. este no era tu desastre. Quiero gritar no. Con mi débil asentimiento. dejé a esta chica. Inhalación. Teníamos todo planeado. Debería haberme ido. No quería que Dee supiera lo malo que era. Puse la cena en la olla de cocción lenta. toda triste y rota para mi confirmación. No tenía a nadie. Este gran dolor se dispara a través de mi costado izquierdo ante sus palabras. enmudecido esperando que continúe. —De detiene por un momento y solo me siento ahí. lo suficientemente cerca para venir cuando podía escapar. saber lo que sufrió no sentaba bien. bueno… —Pausa. »¿Estás seguro que necesitamos ir a esto? No es bonito. pero la furia letal en mi voz no se puede perder. —Sabes sobre mi papá y mi mamá. Ni siquiera llegué a ir al funeral de mi abuela y Pops… él tampoco estaba pasándola bien. —No sientas lastima por mí. Página —Está bien —Pausa—. le dije que la extrañaba y quería que pasáramos un rato juntas. Llegó a casa justo después de mí y. No hiciste que él lo hiciera. Esa era una de las únicas cosas que tenía permitido hacer sola.

se fue después de que terminó conmigo. te entiendo. pero pensar en otro hombre plantando su semilla en su cuerpo es inimaginable. Axel. —Antes de que siquiera termine de hablar. Por difícil que sea para mí escucharla. no la vida que ella estuvo viviendo mientras pensaba que era feliz. Ni siquiera me puedo mover. 93 Puedo ver las paredes subiendo al instante. Eso es todo lo que era. nunca he deseado con tantas ganas haber estado ahí. Izzy. El divorcio ha estado en el limbo por los últimos seis meses más o menos. Dee llegó ahí y me sacó rápidamente. Déjalo en el pasado por favor. me está bloqueando y enmascarando sus emociones perfectamente. Yo… no lo sé. ni siquiera puedo permitirme moverme. Me mata saber que tuviste que vivir con cualquier abuso por un segundo. No tocarla se está volviendo insoportable. No puedo soportar escuchar esta historia. pero años… Izzy. He explicado mi matrimonio. . Esa fue la noche en que finalmente usé ese teléfono para que me salvara. princesa. un recordatorio de que no podía darle hijos. cuando me desmayé el juego ya no era divertido y. Le daré esa jugada. El pensamiento de otro hombre tocándola es suficiente. puedo admitir que el mundo sin una oportunidad de más personas como Izzy en este es un lugar aburrido. Greg me contó lo que era. Esa declaración es dicha de tal manera que supe que no habrá charla sobre ello en detalle. Ella era mía. por Dios. Podría meter una barra de metal por su culo y aun así no estaría tan rígida como está ahora mismo. —¿Esa fue la primera vez que te contactó? —pregunto. Y no vamos a ir ahí. —Su cruda desesperación es lo único que me impide luchar contra ella en esto. —Listo. pero soy lo suficientemente inteligente para saber que se cerrará si la fuerzo ahora. que esto fuera solo un cuento. Hablaremos de ello. No lo he visto desde ese día. Explícame el paquete. en un intento por cambiar de tema. ¿Tuviste… hijos? —El costo que mi control toma para lograr que eso salga con un tono neutral es alto. pero no entiendo cómo coincide con la historia que me contaste. no conozco muchas mujeres que no estén un poco molestas por no poder tener hijos y.solían cambiar con su humor… el gris fue siempre el que más odié—. —Muy bien. Desearía. pero no iré ahí contigo. —Ni siquiera sé que decir ahora mismo. arranca su mano y se escabulle hacia el otro lado de mi cama. No me había dado cuenta que no estoy respirando hasta que mi pecho comienza a doler. Dios mío… —Tuve suerte. —No… no me llames así. no puede ser fácil volver a contarla. Ella siempre será jodidamente mía. por primera vez. frotando mi pulgar sobre su suave piel y mirándola a los ojos. haciendo una nota mental de pedirle a Greg más detalles luego. en el fondo. Ella es mía. Extiendo el brazo y agarro su mano antes de que sea capaz de alejarla. No tengo idea qué la hizo cerrarse esta vez. Página —No podíamos tener hijos —dice rápida y silenciosamente—.

lanzándolos hacia ella. una cosa a la vez. Recientemente comencé a trabajar. . Echar la cabeza hacia atrás y reírme probablemente no fue la decisión más acertada. Algo está mal. Eso parece noquearla de lo que sea que la tiene ocupada. Hay algo que me estoy perdiendo. Reviso la hora y veo que está llegando la madrugada. Este imbécil ha sido bastante silencioso y estado distante por mucho tiempo. Solo el tiempo dirá. a excepción de la demora del divorcio. —No peleemos por está mierda. Me quedaré en mi lado. No lo sabe aún. No hasta el paquete. Una noche no va a matarte. Creo que tuvo dificultades para encontrarme. pisotea hacia mi baño y cierra la puerta de golpe. No me enojes. nena. Necesito revisar el sistema en tu casa y luego tienes que decirme cómo quieres que esto continúe. Puedes llevarme a casa o alguien puede venir a buscarme. —Me acerco a la cómoda y saco de un tirón una camiseta y unos calzoncillos. Ahora quiero irme. Esta cama podría también tener el Golfo en el medio. saco mi teléfono del bolsillo y le marco a Greg. Recogeré algo de ropa. —¿Está bien? —pregunta él y. jódeme. Tenemos suficiente con lo que lidiar ahora mismo. puedes usar el baño y luego dormir. suena destrozado. no ha estado haciendo movimientos. consolida el hecho de que hemos acabado por la noche. Pero todo eso puede esperar a mañana. —No voy a dormir aquí. así que tendría que haber buscado a Dee para encontrarme. averiguar todo lo demás puede esperar. Siento las cuerdas de años de odiarla lentamente comenzar a soltarse. 94 No puedo ignorar el deseo de hacerla mía. pero puedo decir que ella no se va a abrir mucho más. Querías hablar y hablamos. pero nada malo. Sus ojos están bien abiertos y sorprendidos. pero no estoy feliz con lo cercanos que parecen. mañana resolveremos esto y arreglaremos este desastre. es tarde y estoy seguro que tu roce con la aventura de antes no está exactamente manteniéndote bien despierta. Solo que no puedo decidir si quiero resolvernos para un cierre o para volver a estar juntos. pero no puedo olvidar que se fue y se olvidó de mí muy fácilmente. toma la ropa. Me encargaré de este problema y luego me encargaré de nosotros. Con un resoplido y un montón de descaro. Un tono y ese hijo de perra responde como si hubiera estado esperando. No estoy seguro qué tomar de su relación. Es tarde y estoy seguro que cualquiera a quien llames ya se ha ido a dormir. Página Salgo de la habitación. pero debe estar jodidamente loca si piensa que la voy a dejar salir de mi vista antes de que pueda concretar un plan sólido. pero estamos a punto de convertirnos en mejores amigos. todavía está ahí. ve a jodidamente limpiarte y a dormir. Ha habido algunas llamadas. Podemos llamar a los chicos en la mañana.—No al principio. No puedo ignorar la sensación de que hay una gran parte de esta imagen que falta. golpeándola justo en su sorprendido rostro. —Tenemos que sentarnos con Greg y los chicos.

—¿Va a dormir ahí? Tienes una cama. Greg. Reid. Nunca. juro por el maldito Cristo que te mataré. pero eso se va a terminar. eso es lo que dijiste. Termínalo. Se está cambiando. entonces estás más delirante de lo que pensaba. quiero que sepas esto y recuérdalo… nunca lastimaría un solo jodido cabello de su cabeza. no destrozado. Reunión familiar. —No hay tiempo. pero ahora mismo tengo cosas más importantes que tratar. Greg. Esposo problemático que no quiere un divorcio. Si la jodes. Me quedaré ahí hasta mañana cuando podamos juntarnos. ¿Cómo está? —Esa mierda no está terminada entre tú y yo. el solo estar ahí está lastimándola lo suficiente como para toda una vida. seguramente no acabo de oírlo bien. luego podemos reevaluar. ni un poco. Suena destruido. No me dijiste que la hirió. me habló de su ex. la voy a mantener aquí por esta noche. me oyes. —Lo estará. dejándome más confuso de lo que estaba antes de esta noche. Estoy de vuelta y Greg no me va a quitar ese trabajo. hijo de perra. Reid. Reid. lucharé y lucharé contra ti fuertemente en esta. . mi casa mañana en la mañana.No. No me dijiste ni una sola jodida cosa sobre lo malo que era. Si tomas cualquier cosa de mí en este momento. —No me gusta esto. Puedo estar ahí en diez minutos para llevarla a casa. —No. Página 95 —Si crees eso. Su áspera exhalación se apodera de la línea. Alejo el teléfono de mi oído. ¿Puedes imaginar mi sorpresa cuando averigüé que la abofeteaba? —Actúa como una perra después. —Debería estar agradecido de que ella tenga a alguien determinado a ser su apoyo. —Con eso lo escucho colgar. Greg. Hablaremos. Te lo garantizo.

si pudo dejar tan fácilmente a la persona que le profesaba amor tan profundamente. pero él sabía por qué había aceptado tan fácilmente no tener hijos nunca. El grave tormento de saber que siempre ha estado muy vivo es lo que está pesando sobre mí más duramente en este momento. Jesús. Entrando en la habitación de vuelta. Me dejó y. Pasando los dedos por mi cabello. lo haría. joder. Después de que termino de cepillarme y darme un gran discurso mental de mantenerme fuerte. El bebé que no fui capaz de proteger. Joder. me golpea hasta mis rodillas. Negativo. salgo. Ni siquiera me molesté con sus calzoncillos. bien podría utilizar su mierda. Destrozado. correr y nunca mirar atrás. en medio de su habitación. completamente destrozado. No es eso maravilloso. Todas las cosas con las que había sido obligada a tratar sola. Mi corazón se siente como si hubiera sido arrancado de mi cuerpo y pisoteado. no era así de grande cuando éramos chicos. Por supuesto que Brandon sabría lo duro que eso fue para mí. Fue suficientemente difícil soportar todos esos años con Brandon. cuando hizo eso. pero no puedo ignorar el hecho de que me dejó. dudo que le importe. Quiero irme. dejó a su bebé. Después de todo. pero nunca tan… sólido. Sigo pasando por mi mente todas las cosas por las que lo necesito de mi lado. No merece saberlo y si soy honesta conmigo misma. al igual que su padre y eso es algo que nunca compartiré con él. tomo una breve ducha. Mierda… mierda. Página Hago uso rápido de su baño.Izzy S i pudiera quedarme dentro de este exuberante baño toda la noche. Nunca. ese barco ha zarpado. estremeciéndome cuando el agua caliente rueda sobre mis pezones doloridos. . Justo ahí. Me seco rápidamente y me pongo la suave camiseta que huele a Alex. ni en mis sueños más salvajes. no es que alguna vez estuviera dispuesto a compartirme con cualquier niño que hubiéramos creado. Ahí está él. busco dentro de algunos cajones y espero encontrar un cepillo de dientes extra. Mi bebé se ha ido. hago un rápido análisis de su mostrador. pero lo hice y he trabajado mucho por seguir adelante. un hijo no cambiaría nada. la única persona que pensé que se había ido por siempre. Era alto. Oh. todo grande y delicioso. Me aferré a la más pequeña esperanza de que él estuviera ahí en algún lugar. Ese idiota me quiere aquí. Discutirlo de nuevo con la única persona que siempre ha tenido mi corazón. creería que Axel estaría de vuelta en mi vida. cuál es el punto cuando ya estoy nadando en su camiseta. mi corazón se detuvo. simplemente se detuvo. 96 Cuando me preguntó sobre la fotografía. No estoy bajo la ilusión de que Axel está de vuelta y es mío. el dolor es inmedible.

destino… jódete duro. Después de unos minutos de escuchar la ducha y mis cantos internos. Jódete. Bueno… supongo que eso es todo entonces. Siento que me he zambullido en una nube de esencia de Axel. porque estoy a salvo. El agua todavía está goteando de mi pecho. Soy una sobreviviente. —A veces. Soy más fuerte que esto. princesa. pero maldita sea. no sería capaz de aferrarme a mi ira. desapareciendo al alcanzar la toalla fuertemente anudada alrededor de mi cintura. Jódeme. Paso por cada ejercicio mental que conozco para intentar saltar este enorme obstáculo. —Y con eso.—¿Qué lado? —El ligero bamboleo en su voz es apenas perceptible y estoy animándome mentalmente para mantener un rostro muy valiente. Acercándome al lado más alejado de la puerta del baño. rápidos y feroces. No mucho después de eso. la cama se hunde y en mis sueños sonrío. entra al baño y cierra la puerta. En mis sueños. —No me importa. porque escucho un suave susurro: —Te extrañé… jodidamente tanto. Naturalmente. 97 Axel . **** Izzy está de regreso en mi cama. después de pasar una malditamente estúpida cantidad de tiempo en la ducha haciéndome cargo del problema que Izzy había despertado y me quedo ahí parado. los sueños no te decepcionan porque eso es lo único que he estado esperando escuchar desde el día en que me dejó para siempre. Una cama es una cama. Mordiéndome el labio tan fuerte como puedo sin extraer sangre. No mucho. hago un rápido trabajo apagando las luces y hundiéndome en las sábanas y metiéndome abajo. Página Salgo del baño. El pasado no puede tocarme. Con solo el toque de su olor puedo sentir los recuerdos volviendo de golpe. cualquier cosa es un alivio. A salvo y de regreso en los brazos de Axel. todos mis problemas se desvanecen. mi suerte sería elegir el lado en el que él debe dormir. el estrés de la semana y los eventos del día finalmente me arrastran. un peso que se había estado instalando sólidamente en mis hombros por demasiado tiempo se aligera. Debería haber sabido que si ella alguna vez volvía a entrar en mi vida. cierro los ojos fuertemente.

Mirando hacia el brazo infractor que me sostiene fuertemente Página Hay una gran mano cubriendo mi muy tierno pecho y una respiración suave haciéndome cosquillas en el cuello. casi literalmente. Mi viaje alrededor de la habitación principal comienza con un alto armario y termina con una pila de ropa en el suelo junto a este. Hace un pequeño gemido en su sueño que me lanza con precaución al viento y me muevo para envolverla en mis brazos. finalmente encuentro el sueño. A pesar de que sé lo mucho que todavía tenemos que trabajar y el pequeño detalle de recordarle que ella es mía. Ese movimiento es todo lo que me toma para despertarme bien y que toda esa calidez desaparezca. Dee está escuchándome cuando le digo que no podemos seguir disminuyendo el aire acondicionado a temperaturas árticas. Puedo sentir la sólida y muy desnuda pared de músculo y fuerza contra mi espalda. situada justo contra mi coño. y quiero decir más grande problema que parezco tener en este momento es la gran erección clavándome. vacío. . pero no puedo evitar pensar que detendría cualquier cosa que me la quitara otra vez. Me anido. pero están enredadas con unas más grandes y peludas. dejo caer la toalla y subo. Intento levantar mis piernas. Me siento completo otra vez. Además de eso. encajando como un guante apretado contra mi cuerpo. moviéndome e intentando encontrar ese lugar perfecto que me llevará de vuelta al dichoso sueño en el que estaba. Como un ángel. todo lo que eso hizo fue provocarme gotear con deseo. Esa calidez que estaba amando hace un segundo me está pateando el trasero. Sé que no debo tener esperanza. no puedo dejar de luchar contra la satisfacción instantánea que me inunda. desperdiciado tanto tiempo. toda esa búsqueda que estaba haciendo por la calidez en mi sueño. princesa. asimilo la habitación. mi princesa. Y todo ese movimiento. Y con Izzy de vuelta en mis brazos. —Te extrañé… jodidamente tanto. Finalmente. ese rostro que puede ponerme de rodillas. 98 Lo primero que noto cuando comienzo a despertar la mañana siguiente es lo increíblemente cálida que estoy. Se ve tan pacifica en su sueño. Nos hemos perdido tanto. Y ahí está. El más grande. Camino de regreso hacia el otro lado. sus manos cruzadas bajo su mejilla y su cabello desplegado contra la almohada. dejándome sólidamente congelada. **** Izzy Entreabriendo un ojo.Me paseo por mi lado de la cama para conseguir una mirada más cercana de la pequeña bola bajo mis sabanas. presionada firmemente sin espacio entre nuestros cuerpos.

pero me detengo en seco. mi corazón me dice que corra y mi mente está allí sentada disfrutando de un cigarrillo. su voz ni siquiera tiene un dejo de sueño. como si fuera su ancla. Moviéndome. Me vuelvo. 99 Me muevo para alejarme. ahuecando mi pecho con fuerza. mi boca se abre y estoy babeando. Barro su cuerpo con mi mirada una vez más antes de levantar los ojos y encontrarme con su mirada inquisitiva. Está tendido sobre sus sábanas blancas. . Mis ojos viajan hacia abajo y veo más tatuajes que desaparecen bajo la sábana sobre sus caderas. ¡Mierda! Suerte la mía. Oh Dios mío. envolviéndose alrededor de ambos hombros y alrededor de la parte delantera de su pecho. Ambos brazos están marcados con algunos tatuajes tribales. Tiene un gran ángel en su costado. —Urmmpf… Eso es todo lo que consigo. después de una pequeña lucha para desenredar mis piernas y empujar su brazo. Estoy tratando de disfrutar esto. Nada. Me tira hacia atrás. Izzy. ahora aléjate. Finalmente. Su erección dura como la roca se adentra incluso más profundamente entre mis piernas. Larga. No puedo ver su rostro claramente. de nuevo. Tiene su brazo deslizado por mi camisa. —Bien despierto. Si él tiene un sueño húmedo contra mi cuerpo. La sábana delgada no está haciendo nada para ocultar la tienda de campaña de su erección. Tengo que alejarlo de mí. podría matarlo. golpeando mi clítoris con una punzada aguda. Contengo bruscamente el aliento de puro placer. soy libre. sólida. Golpeo mi codo hacia atrás. estoy segura de ello. pero desde aquí puedo decir que es una hermosa pieza. frotando mis caderas dan contra su polla de nuevo. ganando un gruñido y ser más aprisionada. —¡AXEL! —Cállate. ni siquiera soy capaz de mantener el gemido en silencio. —Axel Reid. Mi cuerpo me está diciendo que empiece a follar. Me muevo rápidamente hasta el borde y salto de la cama. intento desplazarlo naturalmente. Ese idiota está despierto. Tiene un brazo tirado sobre sus ojos y uno apoyado contra su abdomen perfectamente esculpido.al cuerpo de su dueño. intento pensar en una manera de salir de este agarre. pero todo lo que consigo es que su mano y brazo agarren con más fuerza y presionen tirándome incluso más cerca de su cuerpo. Malditas hormonas. Mueve sus brazos y sus brillantes ojos color esmeralda se encuentran con mis asustados ojos. Solo que esta vez tengo la ventaja añadida de una barba contra mi cuello y un zumbido. con las manos juntas en oración y sus alas agrupándose alrededor de su espalda. lista para escariar uno nuevo. ¡despierta en este momento! —le grito—. todo grande y sólido. Página Perfección. Saca tus garras de mi teta y has que tu polla deje de buscar mi coño. fuerte y muy excitada. mientras sus caderas comienzan a moverse en contra mí. lo encontró imbécil.

Ríe suavemente. ¿qué te ha pasado? —alabo. pero estoy malditamente segura de que yo no soy la que era. —Sí. mientras terminamos. el desayuno está listo. 100 Al doblar la esquina. Nos encontraremos en la planta baja. Debería estar reconfortada por esto. No debería ser demasiado difícil. Con pasos pesados y un cuerpo tenso. con los huevos ya servidos a un lado y un poco de jugo de naranja en una taza junto a la banqueta.—Mierda. en silencio. tenerlo tan cerca Página —Siéntate y come. entra en su armario y cierra la puerta. finalmente entro en la cocina. o por lo menos debería haber sonado como un elogio. así que no puedo aflojar. Parece que sus pocos centímetros no fueran solo en su altura. crecí un poco. Treinta minutos más tarde. Ni siquiera me mira. Lo entiendo. —Las cosas cambian cuando se pasa de un niño a un hombre. Greg y la banda deberían estar aquí en una hora. evítalo. —Fue tan rápido que no tengo ni un segundo para voltearme cuando corre la sábana mostrando su cuerpo completo y dejándome aún más sin palabras. no hay absolutamente nada aquí. Te ves como si hubieras ganado veinte kilos o más de músculo. Puedes ser tú. solo me da una mirada fría y arroja un poco de panceta en mi plato. Armario. Corro al armario y luego entro en el cuarto de baño para vestirme. Sigo siendo yo. Hago mucho ejercicio. Quiero lamerlos con tantas ganas. Tuve un momento de desarrollo. —Listo. . mi culo. Y sí. Debe de haberse mudado el fin de semana pasado. me dirijo por el largo pasillo y escaleras en busca de la cocina. pero esta casa es enorme y. —Hablas de los tatuajes o del cuerpo. agarra algunas sudaderas y una nueva camiseta. bueno… los tatuajes son definitivamente nuevos. Izzy. —No deja espacio para la discusión. pero sale más como un débil lamento. No ha cambiado mucho más. —¿No ha cambiado mucho más? —repito—. Y tienes razón. —Excavo profundamente para levantar mis pensamientos y mi cerebro del suelo—. No ha cambiado mucho más. No tengo nada que ponerme y me gustaría estar lista para ir a casa ahora. las cosas cambian. tal vez un par de centímetros porque no te recuerdo con ese aspecto. lo que hace que todos esos músculos lamibles se apreten. —No sé sobre eso. ni una sola vez mira hacia mí. Tiene que estar bromeando. pero estaría mintiendo si dijera que no me molestó que fuera capaz de apagar todo. Nos sentamos así. mi cuerpo es mi protección. Por mucho que yo podría. eso debería terminar la conversación rápidamente. se sirve algo de comida para sí y apoya su cadera contra la isla antes de empezar a comer. a juzgar por los olores. Axel está de pie junto a la cocina cocinando un poco de panceta. Hago unas cuantas vueltas equivocadas y solo encuentro más espacio vacío.

discutiremos adónde ir con todos los demás. 101 —Lo estaré. Reid. si es que lo es. ¿qué pasa ahora? Realmente me gustaría ir a casa. tienes que confiar en estos chicos. Aclarando mi garganta. te espera. rompo el silencio. Reid. conocería su voz en cualquier lugar. Miro hacia arriba cuando Axel golpea su plato en el fregadero y le da una mirada a la puerta abierta. Solo quiero correr a sus brazos y dejar que todo pase. Solo puedo esperar que Greg y Dee puedan guardar silencio sobre todo lo que saben que Axel no. pero sé lo que están haciendo —susurra en mi oído. —Mmm… —Estoy más que frustrada. ¿o era Jane? ¿Judy? —se queja la voz tres. podría estar preocupada. ¿Dónde estás? —truena la voz uno a través de la casa. Lo último que quiero es que sea un elemento permanente en mi vida. Es la risita suave detrás de la voz de Greg que hace que gire la cabeza y mire directamente hacia ella. . Todo lo que quiero hacer es ir a casa y esconderme de mis problemas y de Axel. Mi trabajo consiste en averiguar por qué y qué tipo de amenaza. Todavía estoy en silencio haciendo hincapié sobre lo que pasaría si Axel descubre todo lo demás cuando una puerta se cierra y pasos pesados hacen eco en toda la casa.de mí otra vez está jugando con mi mente. Iz. Coop. solo quiero irme. ¿Dee? ¿Qué está haciendo aquí? Dee pasa en primer lugar y de inmediato se apresura para envolver sus delgados brazos a mi alrededor. mi cabeza todavía está nadando por haber pasado toda la noche enterrado hasta las bolas en Jasmine. idiota. —Demasiado pronto para esta mierda. podríamos no saber por qué envió eso. pero no antes de que viera el rubor de su piel. Iz. Esta debe ser la caballería que acaba de llegar. No lo tomes a la ligera. Si el lenguaje corporal relajado de Axel no hubiera permanecido igual. será mejor que tengas algo de comida esta vez —dice la voz número dos. ¿Qué diablos es eso? Página —Pronto. —¿Estás bien? —¿Cómo es que estás aquí? ¿Greg no te llevó a casa anoche? Ella da un paso atrás y mira hacia otro lado. pero fue por una razón. —Entonces. olvidarme del mundo. —Greg. —Estoy jodidamente muerto de hambre. —Te lo dije anoche. —Cállate. —Hola. Irás a casa cuando descubramos qué va a suceder después. Sé que no será fácil.

Coop y Beck están haciendo su mejor esfuerzo para no reírse. —No mucho. No esperes que esté de acuerdo con mantenerme fuera. Esta es mi vida y no quiero que se me mantenga en la oscuridad. Por más que Brandon fuera un imbécil. El grupo detrás de mí deja escapar gruñidos de hombres. —Tiene una sonrisa en su rostro. siempre estaba ahí y siempre controlando. No seas rudo porque conseguiste tus exigencias.—¿Ustedes dos terminaron con su mierda de mujeres? Tenemos que hablar. pero no había nada más allá de la universidad. si está allí. Izzy. California. pero no me pierdo la alegría bailando en sus oscuros ojos. Parece que tenía algunos problemas en la secundaria por peleas. hubo algunas pequeñas apuestas. dulzura. ¿no puede firmar los papeles del divorcio. La deuda de tarjetas de crédito asciende a unos bonitos 65 mil. 102 —¿De qué estás hablando? —Dirijo mi pregunta a Beck. lo encontraré. Miro a este grupo de testosterona. ¿Qué? —Ah. pero no está enmascarando la gravedad en su postura. Locke. En serio. no puedo soportar no saber y no tener un poco de control. —Limpio. evitando la cara de Greg. —Recuerda que esta pequeña fiesta de té fue tu idea. ¿algo? —pregunta Axel. ¿buscaste antecedentes? —continúa Axel. esto no es un jodido juego. Parece no tener problemas en el mundo. Algunas multas de estacionamiento. ¿averiguaste dónde está el ex? —Sí. El secretario me dijo que se fue la tarde del miércoles con su nueva novia. pero puede mantener su cama caliente? —Nadie me responde. —¿Qué? —pregunto—. —Mi temperamento está empezando a subir y aunque sé que estos hombres tienen buenas intenciones. Miro a los tormentosos ojos verdes de Axel y su ceño fruncido. —Me mira con simpatía antes de continuar—: Prostitutas. pero de nuevo la respuesta no era realmente necesaria. su tono más duro que antes. hablé con algunas personas que harán una búsqueda para mí a nivel local. pero la mayor parte se acumuló en acompañantes y algunos locales de striptease. ¿Cómo era que ni siquiera sabía acerca de este lado de él? —Beck. —Y continúa. nada de qué preocuparse. Eso me tiró por la curva. Locke parece que tiene cosas mejores que hacer. no. —Coop. imaginando que mi suerte por una respuesta sería mejor con él. ya sea por el humor o por choque de que iba a pegarle al oso. —Cállate. en una convención de negocios o alguna mierda. pero no me pierdo la pequeña irritación de sus labios. . pero nada serio. Página —Nada.

—Izzy. Confía en mí para cuidar de esto y no te agobies con problemas innecesarios. Prometo no esconderte información importante. con cada actualización. Voy a dejar pasar eso por ahora y solo porque esta mierda acaba de empezar. Axel. ¿Quieres que te deje jugar este papel de caballero blanco sin problemas? Qué mierda. —Me da otra mirada dura antes de alejarse y mirar atrás hacia el grupo de pie en la cocina. Bastante simple. No hay forma de que entren a su casa sin que ella lo quiera. Cobrando algunos favores y pidiendo a algunos lugareños que mantengan un ojo en él. . —No lo creo. Sin dudar. —Maldita sea. —NO. mírame —dice Axel—. —Bueno. eres un dolor en el culo. —¿De qué diablos estás hablando? ¿Por qué vas a hablar con él? —Dee se acerca y agarra mi mano. cuando establezca la maldita cosa. —¿Y qué esperas encontrar? —pregunto. ¿no? —pregunta él. dice: —Jesucristo. mi conjetura sería drogas o al menos algo así. —Estoy justo en su espacio. antes de ir a hablar con este hijo de perra. no a ti. Cada maldito paso. La única razón por la que estoy aquí en este momento se debe a que TÚ no me llevaste a casa anoche. —Miro hacia atrás a sus ojos—. pero no le tomaría mucho a Brandon para darse cuenta de quién era y eso no terminaría bien. él puede tener un aspecto diferente ahora. —Creo que eso es bastante obvio. —Dice la última parte con su frustración habitual de que siempre me olvide de poner la alarma cuando estoy en casa. presionando mi dedo en su pecho con tanta fuerza como puedo en ese pequeño pinchazo. Déjalo por ahora. yo hablo y tú consigues el divorcio y también me aseguro de que te deja en paz. demasiado tarde para eso. Al salir. pero no iré a ciegas en esto. No soy estúpida y reconozco que ustedes son los mejores para solucionar esta situación. —Lo último que quiero es que Brandon y Axel estén juntos. Izzy. Frotando su pecho y alejándose. —No estoy seguro aún. —Quieres el divorcio y que te deje en paz. sin estar segura de que me guste adónde va esto. —Veremos. estará completamente encendida. Tenía unas cuantas fotos de Axel cuando Brandon y yo empezamos a salir. voy con mis abogados para eso. Quiero tener todo lo que pueda en mis manos. Por primera vez desde que comenzó esta conversación. cuando estés allí. cuando vengas. 103 —Greg. mírame Izzy. con el dinero y las mujeres. pero a partir de ahora la pones. quiero saber todo o haré esto sola. Página —Sistema completo. Beck va a comprobar con algunos policías locales para ver qué saben sobre Brandon. me acuerdo de que ella está allí. Nada para que te preocupes. háblame del montaje en su casa.

La conversación sigue a mi alrededor. ganándome una risa. Bien por mí. Se estremece. —Me mira y. con un tono arrogante. ¿qué te hace pensar que solo se levantará en la mañana y firmará? —pregunta Greg. cortando a Beck. —Cállate. ¡Lo sabía! ¿Qué diablos está pasando? Página —Vamos. Izzy. Parece ser de pleno acuerdo que tengo que presionar más en el divorcio y ver si eso no puede finalizar la conexión. sácale la jodida firma. —No. —Sostengo su mirada hasta que rompe el contacto y mira a Maddox. —No hay nada que soltar —dice con un rubor brillante en sus mejillas—. Axel. Haz lo que tengas que hacer. Sé que tiene razón. Dios. No son el enemigo. Por último. »Lo digo en serio. Por favor. Miro a Dee y me muevo hacia ella. no ha firmado en seis meses. —Deja escapar un bufido de exasperación antes de caminar de nuevo hacia el grupo y tirar algunas sugerencias. de todos modos. ¡No te lo puedo creer. esto va a ser una pesadilla. es uno de esos hombres anti-relaciones. fue solo un poco de diversión. —Nena. no va a suceder de nuevo. llévate a Coop contigo. princesa? —Te odio —escupo. 104 —Oh. devolviendo la mirada. no es gran cosa.—Lo que sea… —murmuro. para que eso quede atrás rápidamente. Axel dice que alguien tiene que ir personalmente a hablar con Brandon sobre la firma. He estado presionando tanto como puedo. solamente estaba buscando dejar salir un poco de estrés. Dee! ¿Siquiera sabes algo sobre él? . Y es necesario que dejes de presionar a estos chicos. pero se recupera rápidamente. Dejen que los abogados manejen esto. Beck y yo nos divertimos un poco anoche. Iz. pero no quiere decir que tengo que ser agradable con él. No estoy pidiendo nada. no vas a hablar con él. es tiempo de averiguar por qué está aquí. reserva un vuelo y ve a visitar a este idiota. Greg —escupo. no va a suceder —digo. quien está a punto de responderle a Axel—. deja que ellos hagan su trabajo. —Bueno —escupe antes de mirar a Maddox—. pregunta—: ¿Está bien eso contigo. hablaremos de esto más tarde. —Bien… suéltalo —le susurro al oído. lo único que necesito es que él firme. Axel repartiendo más deberes y ellos hablando sobre el próximo paso para sacar a Brandon fuera de mi vida.

pero no estoy preparada para olvidar lo rápido que me dio la espalda. que soy. Nada más ha pasado con Brandon y. Volvieron y dijeron que no tuvieron problemas. lo más impresionante de todo fue la llamada que recibí la mañana del viernes diciéndome que había firmado. hace frío y tenemos un día lluvioso. pero decidió tomar el asunto por sus propias manos. serpentinas y jodidos globos. incluso a sus “hermanos”. En el fondo. volvieron a visitar a Brandon el lunes. Si me pongo triste. sé que lo hizo con buenas intenciones. No sé qué hicieron para convencerle. Creo que podría estar más entusiasmada que yo. parece necesitar una amistad incluso más que yo. que Brandon pareció bastante agradable y estuvo de acuerdo en que tenía que firmar los papeles. Estaba tan acostumbrada a solo tener a Dee y Greg que es refrescante tener a alguien más en mi vida en quien puedo confiar. pero no soy capaz de estar en la misma habitación que él sin lanzar toda mi mierda sobre él. Se puede decir que él no suele dejar entrar a la gente. por alguna razón. eligió abrirse y dejarme atravesar su estoico exterior y. ¿Estar de acuerdo? Menudo chiste. Además. Beck está por razones obvias. No he oído nada de Axel desde principios de semana cuando llamó Página Greg y yo no hemos hablado mucho dada su participación en el “Secuestro de Axel”. lo extraño. pero. Maddox y yo hemos entablado una extraña amistad. beber algo de cerveza y celebrar mi recién descubierta soltería. Tener a Maddox cerca tiene otra ventaja con respecto a Greg. Él. Dee ya ha ido a la tienda y ha comprado una tarta. y siempre empiezan y terminan por Dee. Es un sábado por la mañana y noviembre ha llegado a Georgia con fuerza. es un buen amigo y una maravillosa distracción. Maddox no lleva bien a otros. 105 Maddox y Beck se han vuelto bastante permanentes en casa de Dee y mía. sabía por qué estaba evitando a Axel. Estoy empezando a entender todos sus estados de humor y sabe exactamente cuándo necesito un buen calmante. Un poco complicado. Al fin. Maddox y Zeke. Estoy harta de eso. una mujer divorciada. . o “Locke y Coop” si le preguntas a los hombres.H an pasado poco más de dos meses desde que Axel irrumpió en la tienda de tatuajes. pero estoy encantada de que se haya acabado. más que nadie. Como resultado final. Llamo a Maddox para ver si quiere venir y ver algo de fútbol. Dos meses de revolotear constantemente y de lanzarme su mierda exigente a la cara. tenerle alrededor como el “protector” es la excusa perfecta por la cual no necesito a Axel cerca. oficialmente. Maddox se convierte en un oso. me ha estado molestando todos los días. por alguna razón.

sé que no he estado mucho por aquí. Como si fuera a hacerlo. ¿Puedes creerlo? Los últimos ocho años de mi vida se acabaron con solo una firma. pero en vez de eso. Este es otro momento de Maddox que no pasa a menudo. Asumiendo que es o Beck o Coop. me siento bien y no he estado sola. las palabras no son necesarias porque simplemente lo entiende. Mío —digo entre sollozo y sollozo—. Dios. me sonríe justo antes de echar la cabeza hacia atrás y reírse. Libre. Dee lo deja entrar y él no pierde el tiempo en venir a felicitarme. Le lanzo a la cara un cojín del sofá antes de dejar la sala e ir a limpiarme la cara. con solo esas tres palabras hace que las compuertas de agua se abran. que tiene la cara húmeda. —Estoy tan contenta de que esto se haya acabado. chica. Maddox aparece temprano por la tarde con una de sus poco frecuente sonrisas. pero riéndose.para hacerme saber que iba a estar fuera de la ciudad y que le dijera si pasaba algo. sabe que necesito sacar todo esto para poder seguir adelante y dejar que el dolor de mi matrimonio muera del todo. lo sé. ¿contenta? —Déjaselo a él. —Oh. Andando hacia el pasillo. No más preocupaciones. me parte el corazón. Estoy bien. Se acabó. Toda esa mierda negra que usan las chicas. . Ve a limpiarte antes de que me sienta obligado a llamar al control de animales para que vengan por ti. de verdad. la tienes por toda la cara. Lo oigo encender el televisor y cómo el partido llena el silencio. Lágrimas de alivio. indicando que alguien había abierto y cerrado la puerta principal un par de veces. alegría y puede que un montón de conmoción. pero sí. aunque sé que lo dice en serio. no te sientas mal por tener una vida. perra estúpida —grita detrás de mí. Me quito los pantalones de yoga y la camiseta. Después que termino de usar su hombro como pañuelo. —Me voy y la dejo con su cara roja. Mad. 106 —Dee. —Parece sentirse tan culpable e incluso. ha sido genial estas últimas semanas. lo olvido y sigo preparándome. pero sabes que estoy aquí si me necesitas. pareces un mapache ahogado. Mad ha estado por aquí y Coop viene de vez en cuando y tú estás aquí… incluso si estás encerrada en tu habitación haciendo temblar las paredes con Beck. No sé cuánto tiempo nos quedamos sentados así. levanto la mirada para ver su habitual expresión en blanco y esperando ver un poco de enfado. —Chica. ¿verdad? —pregunta. —Es toda una ternura bajo toda esa aura de no me toques. —Me rodea con sus fuertes brazos y deja que lo suelte todo. cambiándomelos por unos vaqueros ajustados y mi camiseta favorita Página —Te quiero. —Oye chica. La alarma ha sonado un par de veces mientras estaba en el baño limpiándome. —Que no te oiga decirlo. casi me estrello contra Dee. ¿sabes todo lo que he rezado para ser libre de Brandon? —Sí.

la que toda fan Georgia debe tener. G. todavía hoy estarías huyendo. lo siento. Y sabes tan bien como yo que si no te hubiera forzado. —Me levanto y ando hacia sus brazos abiertos—. bien. sino que bien pudiste mandar una puta bati-señal al aire y le lanzaste dentro de la tienda. —De acuerdo. No más peleas. y huyeras alrededor del verde mundo de Dios para estar suficientemente ocupada y así no tener que lidiar con la mierda en tu vida. Hoy no es el día para hacerlo. No más peleas. 107 —Lo siento. siendo honesta. —Izzy. lo que hace que me sobresalte. la peor pelea y. pero nadie puede reemplazar lo que Greg significa para mí. Izzy. Estoy cabreada. De seguro está frustrado y preocupado. —No era una decisión que tú tenías que tomar. —Pequeña. Quería que ese encuentro pasara bajo mis términos y cuando estuviera preparada. sé que no me herirías. Estábamos preocupados. joder. pero sabías. Simplemente no sé cómo perdonar eso tan fácilmente. si se diera la oportunidad. La única cosa de la que me arrepiento es de entristecerte. No creas que no sabía la razón real de que huyeras. —De acuerdo. por favor. Me diste la espalda y le llamaste. sabías jodidamente bien lo difícil que eso iba a ser para mí. ¿Cómo pudiste? ¿Cómo carajos pudiste? Inclina la cabeza y deja salir un largo suspiro. Puedo perdonarte porque incluso enojado como el infierno. Esta es. producto de mi llanto antes. Greg. forzaste las cosas con él. la de los días que hay partido. lo volvería a hacer si fuera el mejor movimiento para ayudarte. preocupados por la mierda que Brandon te estaba haciendo. ¿vale? Pero no vuelvas a hacerme esta mierda. Ni por un segundo. Maddox se está volviendo tan importante como él. Axel aparte. Es mi roca. Eres mi familia y. Que evitaras hablar conmigo y con Dee. no solo le llamaste. Era mía y me forzaste y me quitaste el control. Izzy. la única cosa que peleé para volver a tener en mi vida. no tenerle cerca ha sido difícil. de verdad. En mi cara no quedan rastros de todo el negro bajo mis ojos y en mis mejillas. Página Odio pelear con Greg. —Es difícil mantener contacto visual con él porque ha empezado a andar en círculos por mi habitación. ¿sabes lo mucho que me ha herido saber que ese gilipollas ha firmado por fin de boca de Locke? ¿Te conoce desde hace un par de meses y se lo dices antes que a mí? Cada paso en el camino. pequeña. Y por si fuera poco. Duele pero sé por qué lo hiciste. esa mierda con Brandon estaba jodida y necesitabas todo el poder que pudieras tener si intentaba algo más. estamos de celebración. No sé qué más decir aparte de eso. así que quieres hacer esto. —Lo entiendo. Me estoy poniendo una coleta cuando una voz profunda se aclara la garganta detrás de mí. ¿podemos hablar? —No si piensas arrastrarme por los suelos. . —¿Sabes lo que es sentarse y ver cómo alguien a quien amas encerrarse en sí mismo? Volviste a ese jodido agujero en el que siempre te metes.de la Universidad de Georgia. Greg. he estado aquí para todo y ni siquiera me llamaste. por mucho. pero sobre todo por cómo estabas manejando la reaparición de Axel. No creas que no me costó.

Riendo. pero. Coop y Maddox están de pie alrededor de la isleta cuando entro. . arrogante y gilipollas. -Intento lanzarla a Axel la mirada maliciosa y dura que Maddox siempre tiene en la cara. imbécil —digo en un gruñido mientras sigo hacia la cocina para coger algo de comida y cerveza. Greg y Coop están en los reclinables. Fácil. —Parece como que necesites un asiento. No pensé que te importaría. Coop parece como si se fuera a echar a reír en cualquier momento y Maddox está simplemente viendo la tele. Maddox me sonríe antes de ir junto a Coop y le dé un manotazo a un lado de la cabeza. —Tienen que estar bromeando. siéntate en el suelo. no se iba a meter bajo mi piel. me falta convicción. Greg parece preocupado. con un sitio vacío entre ellos. a menos que quieras que lo haga. me sigue al salir de la habitación. Dee y Beck están más metidos el uno en el otro como para notar la tensión de la habitación. casi me caigo al suelo cuando entro a la sala de estar y me paro en seco. mantén tus dientes y todo lo demás para ti mismo. —Eres un idiota. —Chica. Que los bajes. la patada de inicio será pronto y si me haces perdérmela. verás el partido en otro lado. princesa. dijo que estaría aquí para ver el partido con Locke. hola a ti también. Cabrón. —Esa arrogante sonrisa y esa chulería iluminan sus ojos esmeraldas. puedo actuar como si estar en la misma habitación que este impresionante hombre no me está partiendo en dos. aparentemente. Axel Reid? Cállate y quita tus pies de mi mesa. ¿verdad? Página Eso le vuelve la cara blanca. solo ganándome una profunda risa antes de que los vuelva a subir—. Pero. Coop me llamó. Nop.—Venga. idiota. con esa cabeza dura que tiene. dejando a Maddox y Axel en el sofá. —Engreído. —Bueno. 108 —¿No sabes? Lo prefiero duro y fuerte ahora. —Le pego en los pies y se los quito de encima cuando paso por ahí. ¿lo sabes. no lo invites aquí. Puedo jugar a este juego. No muerdo. me he unido. probablemente lo sintió. Axel. —Idiota. Mad. —Le sonrío a la espalda antes de volverle a lanzar un golpe a Coop—. —¿Qué coño estás haciendo aquí? —pregunto al hombre que está relajado en el sofá con los pies en la mesa de café y con una cerveza en la mano. Princesa. Maddox suelta una carcajada antes de coger un taco y salir de la cocina para ir a la sala de estar. —Cállate. Simplemente me siento y me acerco lo máximo que puedo a Maddox sin sentarme en su regazo e ignoro a Axel tanto como soy capaz. justo a tiempo para el inicio. Cojo las patatas y un par de cervezas antes de volver a la sala. Dee y Beck están acurrucados en el sofá de dos plazas que está pegado a la pared más lejana. Me está retando a que lance un golpe y lo eche. no más del gigante ego masculino y ese orgullo arrogante. pero se ve que quiere opinar.

La imposibilidad de respirar debe haber errado el tiro con Brandon. Cierra la mano alrededor de mi cuello y aprieta. se queda de pie encima de mi cuerpo con los pies a cada lado de mi estómago. Más vale que valga la pena. Hundo las uñas en su mano y muñeca. Mi espalda se estrella contra el marco de la puerta. —Se ve furioso y airado. fuerte. Me hablaste lo suficiente sobre él para saber exactamente quién era cuando abrí la puerta. siento que me queman los pulmones. les dirás que me dejen en paz. Mi visión se está poniendo negra por los laterales pero no antes de que le vea subir el brazo y el puño acercándose. Cuando lo hago. encuentro la resistencia de su pie. cierra. dándome cuenta un poco tarde de lo contentilla que estoy. Me suelta el cuello y me tira al suelo del porche. ¿Me has oído. 109 —No pienses que no sé quién es él tampoco. Isabelle. perra? Eres mía. cortando el suministro de aire y evitando que salgan mis gritos por ayuda. mi primera reacción es cerrar la puerta. He estado bebiendo cerveza por al menos una hora sin comer mucho porque todavía estoy manteniéndome lo más alejada de Axel y tensa porque está en casa. Isabelle. pero cuando la voy a cerrar. ¿lo entiendes? —dice. siempre serás mía. lo que me manda otra ola de dolor horrible y me palpita la cabeza.Los cuarenta y cinco minutos están terminando cuando suena el timbre. —Hola. Antes de que incluso pueda gritar por mis labios aterrorizados. ¿Crees que puedes deshacerte de mí tan fácilmente? ¡Mira lo que me hizo tu novio en la cara! Tiene una venda sobre el puente de la nariz. demandando oxígeno. Respóndeme. haciéndome soltar un pequeño gemido de dolor. Isabelle. Si no estuviera tan asustada sonreiría. Aléjalos. entra y me saca. Hice lo que tu novio me mandó y firmé esos papeles. . Le hago señas a Dee y voy hacia la puerta. Isabelle. desesperadamente intentando coger algo de aire. ahora. pero escúchame. —Me mantendré en contacto. No tengo ni idea de lo que está hablando—. dándome en el ojo derecho y sentir un dolor insoportable. Me pego con la cabeza en el marco de la puerta. Página Araño su mano para que afloje su agarre. Ya tienes tus papeles firmados. ¿Crees que puedes amenazarme? ¿Decirle a mi padre y al comité sobre mis actividades extracurriculares? No lo creo. alejarás a esos animales de mierda de mis asuntos. Abro la puerta y le toma a mi cerebro lleno de cerveza un segundo registrar quién está de pie en mi porche. Y si sabes lo que es bueno para ti. esto me pasa por no mirar quién es por la mirilla. Se agacha y me susurra al oído. tan cerca de mi cara que la saliva que le escapa con sus palabras susurradas me cae en la cara. pero no necesito esos putos papeles para afirmar a quién perteneces. Paso la esquina de la sala de estar y bajo hacia la entrada. claramente sujetando el hueso roto. oigo el sonido de los gritos y chillidos masculinos que marcan otro touchdown cuando llego a la puerta. al fin Brandon ha tenido un poco de su propia medicina. Tiene los amoratados y negros y su labio tiene un pequeño corte en la esquina. perra. otra vez llenándome con su saliva. pero diles a esos hijos de puta que dejen de joderme y de hacer preguntas. la ira le está cegando de sus acciones.

Más tarde. La puerta principal se abre de golpe y unas manos fuertes me levantan. no habría sabido quien era el que me tenía tan tiernamente. Escucho las sirenas que se acercan. Axel ajusta su agarre en mí y se levanta en el porche. Que alguien llame a la puta policía. pero no me suelta. —Aquí. Página —¡Mierda! —grita Greg—. siento lo que tiene que ser sangre templada que me corre hacia la espalda desde el cuello. Oigo los sonidos de la gente moviéndose por la habitación. no sabía que un sábado de futbol se fuera a volver este desastre. ¿estás herida en algún otro sitio aparte de la cabeza? —Cuello —Jadeo—. el movimiento me causa un dolor insoportable que me pasa por toda la cabeza como un rayo. ¿Cómo coño ha pasado esto? ¡Tienes moratones por toda la columna. de nuevo. al fin. Isabelle. se ha ido. princesa. vayan a encontrar a ese hijo de puta antes de que desaparezca — rechina. Los brazos que me tienen sujeta se vuelven tensos con la mención de Brandon. —Siéntate. Espalda —resuello—. ¡oh Dios mío! —chilla Dee desde la misma dirección. Locke. siento cómo entra en la casa. Después. menudo chiste… Estoy empezando a pensar que nunca seré libre. Mi visión está borrosa. corriendo dentro de la casa. —¡Qué cojones! —Creo que dice Greg desde algún lugar detrás de mí. poniendo algo sobre mi nuca. Ni siquiera puedo abrir el izquierdo. coge esto —dice Greg. Me contraigo por el dolor cuando me ponen un sólido brazo en la espalda. ¿para qué? Me parece que es bastante obvio cómo llegué a esto. ¿lo entiendes? Mantendré un ojo en ti. Si no fuera por el profundo aroma de cuero y canela. —No soy capaz de descifrar su expresión facial. —Oh Dios mío. me late el ojo derecho y lo tengo cerrado por la hinchazón. siempre al alcance de Brandon. —Me da otro puñetazo en el ojo derecho y. por la posición en la que estoy en el suelo del porche. lo que hace que me acurruque más en los fuertes brazos de Axel. ¡Izzy! Está sangrando. solo puedo ver que la persona que me está sujetando es un hombre. Era… Brandon…estaba aquí. veamos cómo está tu espalda. lo que hace que se me revuelva el estómago y siento cómo unas cálidas manos me suben la camiseta. ¡ahora! Princesa. . Todo el dolor que siente mi cuerpo es el único pensamiento que me retiene de pensar en lo que he estado soñando toda la noche.Joder. Justo cuando pienso que soy finalmente libre. Axel se sienta en el sofá. Pero entonces. —Coop. su tono letal—. ¿sí? No contesto porque. Iz! 110 Me ayuda a incorporarme. lo mataré si te toca. me dan la sensación de estar a salvo. No es lo que quería oír. dejo salir el chillido que se me quedó atrapado unos momentos antes. Puedo sentirles. a la sala de estar.

Me empujó contra el marco de la puerta antes de agarrarme por el cuello. —Está bien. pero yo la llevo. De verdad recomiendo llevarla al hospital. ¿puede abrir los ojos? —Axel me levanta y me mueve lejos de su calor. eso está bien. Podría decir dónde está cada uno y no tengo ninguna prisa por abrir los ojos y comprobarlo. Heridas en el cuello y la fuente de la sangre está en la parte trasera de la cabeza. El pobre chico está intentando hacer su trabajo e intenta explicarle que estaré completamente a salvo en la ambulancia. por su tono. de nuevo. nuevamente. —Una nueva voz se une al grupo—. 111 —Eso está bien. siento unas manos enguantadas que me empiezan a tocar la cara. —Incluso yo sé. Señora. Aparta la cabeza de mi oreja y le dice a la voz nueva—.Dee está dirigiendo a los oficiales de policía y los paramédicos para que entren a la habitación. pero se le cerraron rápidamente. despacio y hágame saber si siente como si su… —No tiene la oportunidad de acabar antes de que derrame todo el contenido de mi estómago por todo el suelo. lo que me hace soltar algunos quejidos de dolor y gruñidos de Axel. pero. eso sin contar las heridas faciales. Su espalda tiene. No creo que pueda abrir los ojos sin que le duela. Tiene dificultades al respirar y su voz parecía ronca cuando era capaz de hablar. oigo a Greg en algún lado de la habitación hablando bajo y a Maddox respondiendo. —Señora. —Debe de estar hablando con el paramédico porque cuando termina. —Su aliento caliente me roza la oreja y aprieta su brazo sobre mis hombros. mi propia voz. dejando mi cuerpo en una posición que le permite a esa persona tocarme la cara. ¿de acuerdo? —Sus suaves manos pasan un par de minutos midiéndome el pulso. No me acuerdo. ¿Siente nauseas? —S-Sí —respondo sin reconocer. deja que te revisen. No ha hablado desde entonces. Siento la piel desgarrada de mi espalda que se estira con cada pequeño movimiento de mi cuerpo. me vuelvo hacia su cuerpo. pero no hay Página —Señor. —Shhh. pero no he sido capaz de examinarlo bien. no recuerdo mucho después de eso. —¿Se golpeó la cabeza? —No… Sí —susurro en respuesta—. No los ha abierto desde entonces. »Bien. No voy a dejar que salga de mi vista. moviéndome el cabello para ver de dónde proviene la sangre y me examinan la espalda. la herida en su cabeza definitivamente necesita unos puntos. recordándome que está aquí y que estoy a salvo. vamos a ver cómo está ahora. después sigue presionando y tentando mi piel sensible. que no habrá otra opción en esto. —Señora. Izzy. pero apostaría por una contusión. por lo que parece. por el cuello y la garganta. una cadena de moratones desde el coxis hasta la escápula. . Lo ha intentado un segundo después de que llegué a ella. Luego me vuelven a tumbar. su espalda es preocupante. no puedo asegurar nada hasta llevarla al hospital. Sueno como si hubiera estado gritando las últimas horas. No he podido verlo bien. necesito que se incorpore un poco para que pueda examinarle la espalda y la cabeza. no puedo garantizar si es solo superficial. Inmediatamente.

Empiezo a cabecear un poco después. —Es Coop. Después de que ha hecho todo lo que puede. poniéndome el cabello detrás de la oreja—. No percibo mucho más después de que le dice a alguien que vaya por la camioneta y que lo lleve al hospital.manera. escucho un poco de miedo en su voz. el cabrón debe de haberle agarrado bien fuerte. Me mata pensar que vivió así tantos años. Han hecho falta diez puntos para cerrarle la herida de la cabeza. A regañadientes. pero no sale nada. trabajos caseros. Tiene el cuello hinchado. Me ajusta en sus brazos y empieza a levantarse. deja de protestar y le pide a Axel que firme que no necesito más tratamientos de los paramédicos. pero no obedecen a mis órdenes. —Está jodidamente muerto. Muerte. Me dan un par de cubitos de hielo y me pongo uno contra el ojo derecho y el otro contra el cuello. siento cómo la energía en la habitación se vuelve más densa. He visto los escáneres. un montón de huesos anteriormente rotos con malas fijaciones. A pesar de su calmado pero fuerte tono. ¿me oyes? Mataré a ese mierdecilla yo mismo. Nunca lo he oído tan enfadado. —Me suelta la mano y la siento volver. pero justo entonces me vuelvo a quedar dormida. Reid. Por lo que parece. Intento abrir los ojos. . pero mi adormecida y confusa mente me retiene. Intento abrir la boca para pedir respuestas. Siempre es el divertido y cariñoso del grupo—. los paramédicos se van. parece como si tuviera todas las costillas de su cuerpo rotas. Dejo que la seguridad que siento en sus fuertes brazos y el aroma calmante que solo tiene Axel me lleven a la adormecedora oscuridad. Saber que estuvo tan cerca de lo peor… corta jodidamente profundo dentro de mí. Es un olor que nunca se olvida y uno que siempre he odiado. Axel me levanta un par de veces y puedo decirles quién me atacó. Es como si mi cuerpo hubiese decidido jugar a estar muerto. Me limpia la cabeza y me pone algo de pomada en la espalda. Me hace sentirme viva. le dice a Axel que necesita mantener la presión en la cabeza hasta que llegue al hospital. siempre he pensado que los hospitales olían a muerte. hace que los pelos de mis brazos y el cuello se pongan de punta. La mayor preocupación es este punto en su contusión y chequearle la visión cuando se despierte. Me encantaría matar a ese hijo de puta si pudiera ponerle las manos encima. Página Una mano caliente me aprieta y suelta la mano un par de veces mientras la lista de mis heridas. Intento responder a las preguntas de los oficiales. Me despierto con el molesto sonido de los pitidos y el nauseabundo olor de antisépticos y limpiadores. Débilmente oigo a Axel decirles que se encuentren con nosotros en el hospital para más preguntas. escuchando las voces que me rodean que explican lo que ha pasado hasta que me escucharon gritar desde el porche. nada demasiado malo y debería estar bien. 112 —El doctor dice que no tiene heridas internas más que los raspones. Axel y su cabezonería han hablado y no habrá nada ni nadie que me haga ir al hospital de otra forma esta noche. Incluso con los ojos cerrados y la mente brumosa.

Abro el ojo izquierdo y le miro a la cara. Todo el tiempo. por favor. Para mi horror. —Beck ha hecho que se vaya a comer algo. con los labios en nuestras manos juntas. Siento que mueve la cabeza. la suave plegaria o la lágrima caliente que cae en mi mano. Iz… ¡Estaba tan asustada! . —Debe de tener la cabeza girada hacia otro lado porque me es complicado oírle. La última vez que vi a Greg. —Oigo que dice Axel cuando le cuenta cuantos huesos tenía rotos. —Es todo lo que tiene que decir para que me una a Dee en su llanto histérico. están hablando sobre el abuso con el que he vivido. estaba a punto de reventarse las hemorroides de lo tenso que estaba. Oh. No importa. —No sé qué me impacta más. —Jodido Jesucristo. tiene los ojos brillantes y llenos de compasión. para despertarme. —Solo amigos —dice—. Cuando me encuentro con la mirada de Axel. creo que Beck y Greg también. Estoy… bien. o Greg. Estoy confusa de por qué Dee no está todavía a mi lado. le preguntan si quiere irse y tomar un descanso. despierta. Greg y Beck. Voy a salir y ver qué ha encontrado Locke. sino que Maddox y Coop están de pie a un lado. —Dee… —Hola. 113 —Oh Dios. ¿Estás seguro de que no pasa nada más entre ellos? Parecen bastante unidos. el aliento cálido que me acaricia la piel. cualquiera. no la va a tocar. Por favor. No sé cuánto tiempo pasa mientras estamos simplemente así. pero se para cuándo fuerzo un susurro por mis labios.—Lo sé. la máscara corriéndole por las pestañas. lucho para que mi cuerpo escuche. —Llora antes de correr a mi lado. dijo que no paraba de andar en círculos y que le estaba volviendo loco. no me importa. Es un desastre. los ojos rojos e hinchados. Su mano vuelve a la mía y acerca los labios para darme un pequeño beso en la mano. ambos. —Izzy. —Dónde está Dee. Reid. Pasan unos minutos y tiene la cabeza apoyada en mi cadera. enfermeras para comprobar las vías y medicinas. decirle cuanto tiempo estuve obligada a quedarme en el hospital para curarme y lo malas que eran mis heridas entonces. Los policías vienen a ver si ya me he despertado. con las caras como piedra. Princesa. Princesa. Página —Bien. pero no entiendo las palabras que susurra. Empieza a hablar. Con el simple sonido de mi voz está como loca—. —Te siento. —Miro la habitación y me doy cuenta de que no solo Axel les estaba hablando a Dee. por favor. un par de personas vienen y le hacen a Axel algunas preguntas. Puedo oír a Dee explicarle a Axel lo que pasó la noche que vino a salvarme. Tan suave que no parece del Axel con el que he tenido que lidiar el último mes. Dee está de vuelta.

Me aseguró su compañera. Entiendo que tuvo un altercado ayer por la noche. —La señora Roberts ya ha firmado todos los papeles. séquela tanto como pueda. Maddox y Coop se meten en la parte trasera y nos ponemos en marcha. así que solo niego con la cabeza y espero a que el doctor diga todo. el abuelo no se especializó en animar a los enfermos. Después de lavar la cabeza.Las enfermeras entran poco después y empiezan a comprobar las máquinas. —Correcto. Tiene una lista de la que tiene que estar pendiente. me están llevando en una silla de ruedas a la entrada y me meten en el todoterreno de Axel. —Eso le gana un gruñido bajo de Axel. señor. mirando a Axel con preocupación. ¿Tiene alguna pregunta? —Obviamente. Su espalda necesita que se le aplique el ungüento cada seis horas. me hubiera lanzado volando unos metros y me hubiera pasado por encima un autobús. Debe asumir que él es la razón de mis heridas—. —No. Mantenga las heridas abiertas cubiertas y busque señales de infección. 114 Cinco horas después. . Mi exmarido. cambian la venda de mi cabeza y me ponen una especie de aceite en el ojo derecho. me doy cuenta de que no vamos en la dirección correcta hacia mi casa. Sí. —A mi casa —responde con toda la calma. Antibióticos y también algún calmante. Aprieto su mano para asegurarme de que mantenga la boca cerrada. La pelea sería inútil. Página Unos minutos después. ¿Cómo se encuentra? Aunque sé que me va a doler como a una perra. Esto no es como para hacer chistes. —Como si me hubiera arroyado un camión. Le he dado todas las recetas para que le cuiden en casa. que estará monitorizada y que le traerá a la sala de emergencias si ve algo preocupante. —Bueno. —Axel. —¿Acaba de decir ayer? —Um… sí. Tiene que mantener la cabeza en seco las próximas cuarenta y ocho horas. —Empieza. la señora Roberts. pululan alrededor de mi cuerpo. ¿a dónde vas? —Giro la cabeza con la ayuda del reposacabezas y le miro con mi ojo bueno. señora West. señor. Dee ya se ha ido con Beck y Greg a recoger mi medicación. lejos del horrible olor de la muerte. Un doctor que parece como si hubiera sobrepasado ya la edad de la jubilación entra el siguiente e intenta que se vayan de la habitación para hablar sobre mis heridas. pero Axel vuelve a plantarse y se niega a irse. Voy a dejar que se vaya a casa esta tarde. —Señora West. no puedo retener la carcajada que me viene. Intente ser más cuidadosa en el futuro.

Ax. —Me mira y tiene los ojos en llamas. sin mencionar la moto de Maddox contra la entrada. puedo ver la sangre que le pulsa en las venas. Suspiro profundamente. Princesa. Parece una bestia rabiosa—. —No. Página 115 A parte de la suave risa de Coop. —Llévame a casa. —Izzy. —No te voy a llevar allí. ahora. no va a pasar un carajo. pegando un puñetazo al volante—. —Llévame contigo. Había tres coches en la entrada. te atacó en nuestras narices. chica. —Gracias. —¡NO! —grita. No. así que lanza tu ataque otro momento. el resto del viaje hasta la casa de Axel estamos en un silencio tenso. —Es todo lo que obtengo como respuesta. Tendremos unas palabras más tarde. —Empiezan a caer lágrimas por las mejillas. las aletas de la nariz abiertas. chica? —Su gruñido viene de detrás de mí. —Axel. ese hijo de puta fue hasta tu puerta. No hasta que sepa que ese cabrón no moleste. Mad. No te mandaré de vuelta a esa casa a la que no tiene miedo de ir directo y arriesgarme a que te ponga las manos encima de nuevo. Nunca más permitiré que salgas herida cuando puedo hacer algo. Solo llévame a casa. Ax. Llévame a casa. Subió a tu puerta como si no tuviera ningún problema con su vida. Por favor. —Claro. Por favor. Locke. . llévame a casa. si tuviera energía probablemente estaría montando un numerito en la cabina. —Está agarrando tan fuerte el volante que empiezo a preocuparme porque lo rompa—. —Por favor… Por eso me llevo otro latigazo de su cuello y una mirada asesina. —¡Mierda! —Suelta Axel de repente.—No quiero pelearme contigo. entiéndeme. Entró. Dee puede cuidarme perfectamente. ¿por favor? Se queda callado por un momento y siento las malas vibraciones que vienen de Axel por lo cabreado que está. —¿Maddox? —¿Sí.

mujer. pero no estoy segura de poder manejar estar en su casa tanto tiempo. Brandon tiene un coartada. 116 —Sí. estoy aquí. No. cuando decido preguntarle. Nos sentamos para cenar en la noche dos. Coop y Beck se fueron para ir a Bakersville y a revisar la ubicación de Brandon. Tuvimos una llamada temprano esta mañana de los detectives de mi caso. pero sé que mi bienvenida se está volviendo un problema con Maddox. Mad. en su cama. Mad.. puedo ver la cautela detrás de sus ojos. ¿sabes? Sé lo que es tener pesadillas persiguiéndote fuera de tus sueños. chica. Tengo que admitir. puedes preguntar. su miedo parece estar relacionado a los demonios que lo persiguen por la noche. Pero. Sorprendentemente. No hay mucho más que puedan hacer cuando tiene un testigo respaldando su coartada. que a este punto no me siento segura de regresar a casa. quiero estar ahí para mi amigo. —Mira hacia mí y. ¿puedo preguntarte algo? —pregunto vacilante. Su novia dice que pasó el fin de semana en casa de ella. sólo quiero saberte hacer que estoy aquí por si quieres hablar. No es que no me quiera aquí. Axel ha sido un invitado diario. es un gran enfermero. ¿Supongo que sólo quería saber si querías hablar sobre ello? —Mantengo mis ojos al nivel de los de él. Quiero ayudar. Me ayuda a mantener mis heridas limpias y protegidas y se asegura de que tome mi medicación cuando corresponde. —Cojo mi tenedor y sigo con mi ensalada. Las cosas es mejor dejarlas así. también. pero no significa que vaya a contestar. No puedo entender su miedo. puedo escuchar los suyos. ¿sí? —Está bien. queriendo que sepa que incluso con mis problemas. —Oye. Escucho. a pesar de su broma. —Nada para que tú te preocupes. me acomodó en la habitación de huéspedes y pasó la noche viendo un estúpido reality show en la televisión conmigo.H e estado en el departamento de Maddox por dos días. Vive en un complejo de departamentos seguro. . Sé que tiene demonios pero no sabía que fueran así de malos. si quieres hablar conmigo. Lo que no había esperado eran los gritos en la madrugada provenientes de su habitación despertándome. Demonios sobre los que no quiere que nadie sepa. No está feliz respecto a perder el control de la situación. sólo. con portero y un sistema de seguridad que pondría al pentágono en vergüenza. Página —Lo sé. pero teme que esté aquí. Cuando llegamos por primera vez aquí.. Su casa es probablemente el lugar más seguro para mí. Era como si tuviéramos un pacto no verbalizado de no hablar de sus pesadillas.

tan pequeño que ni siquiera podías ver que estaba allí. Axel sabía de esto? . Dos semanas después de que se fue. Por primera vez.. Por una vez. se habría enterado de lo de mis padres el segundo en que regresara al pueblo. pensamos que nada se interpondría en nuestros estúpidos planes. Le escribí. —¿Los rompió él? —dice con calma. quiero hablar con alguien. solía hablar. El plan era llegar a la graduación. Rompió esos planes. —Sí. —No sé si alguna vez regresó a casa —comienzo. me enviaron a Carolina del Norte con mis abuelos. Me sorprende. Tenía este pequeñito anillo de diamante que me dio como promesa. Un pueblo pequeño significa que todos siempre se enteran de tus asuntos.. pero ese anillo era más valioso que todas las riquezas del mundo. los de él son peor. —¿Maddox? —Bromeo. una y otra vez a la base en donde se suponía que estaba. — Dejo de jugar con la mesa y miro hacia la inexpresiva mirada de Maddox. No hay manera que no haya sabido de su muerte. mis padres fueron asesinados por un conductor borracho. sí.. no porque puedo adivinar la pregunta que viene. —¿Diez años. —Puedo sentir la emoción volver a asfixiarme. ganándome otro ceño confundido de Maddox—. —No es lo que quiero decir. sino porque no creo que nunca lo haya escuchado decirme por mi nombre. —¿Estás segura. los rompió y nunca regresó. 117 —¿Reid. Sólo que no entiendo cómo puedes ser la chica de la que siempre habló.. poniendo mi tenedor de vuelta a la mesa y echando mi silla hacia atrás—. mujer. entonces tendríamos una pequeña boda y me iría con él a donde sea que los Marines lo llevaran. ¿por cuánto tiempo has conocido a Axel? —Casi diez años. No puedo entender su rabia y tu corazón roto.—¿Izzy? —dice. Tenía diecisiete cuando se fue al entrenamiento básico. todavía me quedaba un año más de escuela. ¿Sabías que se suponía que debía estar a su lado hace diez años? Lo teníamos todo planeado. pero estoy determinada a no llegar a eso. quiero tener a alguien que entienda por qué estoy firme en mantenerlo a la distancia de un brazo. no siento el punzante dolor que normalmente viene con el pensar en el viejo Axel e Izzy. Sé sobre ti. pero sé que los demonios que sean que a mí me persiguen. Siendo todavía una menor y con ningún familiar local. No sé qué me hace abrir mi boca. pero él iba a regresar. Le dejé la dirección de mis abuelos con su madre adoptiva. pero todas las cartas me las regresaron. Se iría al entrenamiento y volvería de visita unos meses después. —Está bien —comienzo. Página —Sí. ¿Sabía en dónde estabas? —Um. —¿Qué pasó entre tú y Reid? —Me mira con la preocupación escrita en toda su cara. como niños estúpidos. Simpatía por mi situación y compasión por mí y mi dolor. eh? No mucho después de que se uniera. Axel. nunca regresó a mí. Izzy? ¿Que nunca regresó a casa? —Parece confundido por eso.

— Mantiene su mirada rara—.. tiene los ojos entrecerrados. ganado mi risita antes de que sacuda mi cabeza y mire hacia mis manos agarradas. que me preocupo que pueda irse. fui estúpida. sus ojos están muy grandes y los engranajes están girando tan rápido. 118 No me doy cuenta de que me he ensimismado. —Mad.. Con diecisiete. silencioso. tu amigo. Ni una vez renuncié a esa esperanza. ¿Eso es todo? Parece ser un poco más que unos planes fallidos con toda esta mierda. Mad. Página Giro mi cabeza y miro hacia sus profundos y oscuros ojos. sola y embarazada con un bebé que amaba más que a nada en este mundo. tenía toda mi información de contacto. con un poco de brillo sabiendo que vendría por mí. No era como si me estuviera escondiendo. Sólo mirando en su comprensiva cara por unos momentos antes de que susurre mi mayor dolor. —Su amigo. No sé en qué se diferencia de compartir mis galletas en la hora del almuerzo. —Me rio un poco. Se siente raro estar liberando esto de mi pecho. Ni una vez renuncié a la esperanza de que volvería a mí. incluso con el dolor de perder a mi mamá y mi papá.. hasta que Maddox tose. hay mucho más. Su boca está muy abierta en asombro. cuando comencé a entrar en pánico y a preocuparme.. miro hacia arriba antes de continuar—. —Con un profundo suspiro y un temblor en mi voz. —Sí. No fue hasta casi dos meses después. Su nariz está fruncida. —Su intento de aligerar la conversación funciona. sus labios están apretados. Estaba feliz.. —¿Qué pasó después. entiendo que intentas estar aquí. pero esto puede ser diferente contigo siendo su amigo y todo. Supe que no sería fácil hablar muy seguido. Incluso con lo mucho que extrañaba a Axel. Vi todo. incluso sin Axel físicamente conmigo. Estaba embarazada. finalmente estaba sonriendo de nuevo porque tenía una pequeña parte de nuestro amor creciendo dentro de mí. pero estaba segura de que llamaría. muy estúpida. parece que hay algunos cables importantes cruzados entre ustedes dos.. Incluso sin mis padres. He asombrado a este enorme hombre. era ridículo lo ciego que era mi amor. Maddox. —Sabes que intenté entrar en contacto con él. Dios. —Chica. aclara la garganta e interrumpe mi viaje mental hacia mis recuerdos. que encontraría una manera de contactarme cuando supiera de mis padres. Su normalmente inexpresiva cara parece tan diferente cuando permite que la emoción se filtre por sus paredes aseguradas. —¿Qué pasó? Finalmente tenía algo de luz de vuelta a mi vida y más motivación para encontrar a Axel. su madre adoptiva. un poco confundido y constipado a la vez. mirando hacia arriba y encontrándome con sus ojos serios—. No se había ido por mucho tiempo. sabiendo que no seré juzgada y que alguien más entenderá lo que me pasa.June. Se queda ahí. esperando que continúe. mirando hacia la nada. muchas cartas. Parece afligido. Izzy? . era capaz de sentirme completa. así que no tenía mucho por lo cual preocuparme. Maddox.

continúo mi historia. No es lo que esperaba escuchar. —Oh. Siento como si me hubiera cacheteado y aunque sé que no lo hizo a propósito. Creo que si hubiera algo más aquí. no puedo evitar las lágrimas que se apresuran a salir. Lo siento. No me presiona. pero sé que algo te está carcomiendo y supongo que es algo grande.. asombrada por la humedad de sus ojos. No puedes tener toda esta mierda adentro para siempre. Izzy. Sonriéndole con tristeza. Greg había estado asombrado. Pero los dos necesitan hablar porque te juro. podría haber sido más fácil cuando él no estaba pero ahora no serás capaz de soportarlo... Voy hasta su regazo y me agarro fuerte. —Maddox Página —No lo sé. con él frotándome la espalda y siendo mi ancla mientras yo lo dejo salir. por mucho que duela hablar de esto.—Oh. y ni siquiera sabía quién era mi Axel entonces. dejando entrar a alguien más. —Izzy.. pero no prometo nada. tú y Reid. —Las lágrimas fluyen ahora. hubiera intentado con más intensidad encontrarme. ven aquí.. deteniéndose para ordenar sus pensamientos. Los dos están lastimados. y lastimados por ninguna razón.. Nos quedamos así por un rato.. Sé en este momento que Maddox será para siempre parte de mi “familia”. estoy segura. Es bastante simple. una lástima. chica. pero no tiene idea. como si estuviera esperando que todavía estuviera embarazada doce años después—. no viste a ningún bebé. empiezo a sentirme un poco más ligera. Lo pensaré. —Mad. o tal vez recoge los pedazos de su mente que han salido volado por toda la habitación. ¿qué le pasó al bebé? Suenas a como que querías el embarazo. Una maldita lástima. si me preguntas. pero no puede hacerse el tonto sobre eso de no seguir nuestros planes y regresar conmigo. no me pregunta más preguntas. No sé cómo esto podría estar malentendido. Finalmente me tranquilizo y estoy comenzando a levantarme cuando aclara su garganta. Me cala dentro. chica. —Aparta su enorme cuerpo de la mesa y abre los brazos para mí. Mad. —¿Embarazada? —Mira hacia mi estómago.. finalmente. que si no se sientan y lo hablan. —No.. debes de ser una de las chicas más fuertes que conozco. la clara tristeza que su cara mantiene. ¿de acuerdo? 119 De repente suena como si estuviera hablando en acertijos.. puede que nunca la deshagan. dejando que tome el dolor y purgue el duelo de mi sistema. Lo miro. ¿perdón pero no recuerdo haber visto a ningún bebé? —Su tono es ligero y sé que no pretende causar el punzante dolor que atraviesa todo mi cuerpo. sabes que puedes hablar conmigo también. —Tose unas cuantas veces. No es mi historia. y por favor no lo tomes a mal. No puedo evitar el encogimiento que me hunde en mi asiento. Perdí a mi pequeño milagro cuando tenía tres meses de embarazo. Ese cable que pensaba cruzado es más como una bola muy liada. Escúchame cuando digo esto. él no tiene idea. ¿verdad? No te presionaré. sólo está ahí. —Es todo lo que puedo pedir. Sé que Axel no sabe sobre nuestro ángel. Siento tu dolor. . sabes. dejando salir el dolor de mi pérdida.

Maddox todavía duerme. mientras desactivo el sistema de seguridad y abro la puerta de golpe―. Mierda. que me dejara ayudarlo. Me voy hacia atrás como si la puerta me hubiera mordido. miro hacia unos grandes y asombrados ojos. Mi corazón duele por mi amigo. después de todo. No será mañana. Mirando hacia el reloj encima de la estufa noto la hora. Lo que sea que lo agobia estaba haciendo un gran trabajo anoche. Y ahí está. ―Me acabo de despertar.está siempre cerrado y sé que en este momento en el que comparto mi pasado es grande para él. haciendo un buen trabajo en no ocultar nada. siete de la mañana. pero ese día no es ahora. Los golpes continúan. Buenos días. sin sueños. —Lo sé. Justo quien no quiero ver tan temprano por la mañana.. demasiado temprano para una compañía normal. La doctora Maxwell estaba en lo correcto cuando me dijo que compartiera y dejara a las personas entrar. chica. . ―murmuro por lo bajo. Bueno. así que voy a la puerta y veo por la mirilla. y casi un sueño pacífico lleno de promesas. Lo escuché gritando un par de veces durante la noche. idiota. *** A la mañana siguiente estoy haciendo el desayuno para ambos. estoy aquí por una razón. Una camiseta y pantaletas. pero tal vez algún día. Me voy a la cama esa noche sintiéndome más ligera de lo que me he sentido en años. Axel. ¿En qué esperas que me duerma? ¿Un traje de nieve? ―Espero que no camines desnuda en la casa de otro hombre. 120 ―¿Qué carajos estás usando? ―gruñe. temía dejar caer mi guardia y un enorme ex marine finalmente me permitía sentirme cerca de ser alguien normal de nuevo. Un día. Mirando hacia abajo. espera. cuando veo quién está al otro lado. Página Oh. hasta que los terroríficos gritos de Maddox me despiertan un par de horas después. Todos estos años. Sólo desearía que me dejara entrar. me doy cuenta de que todavía uso mi ropa de dormir. ¿A qué debo este apreciado placer? ―Lanzando una sonrisa burlona en mi cara como una buena medida. Duermo por primera vez en años.. ―Espera. Tengo que recordarme a mí misma que esta no es mi casa y que probablemente sería sabio de mi parte ir a despertar a Mad. oh. no quería verlo pero una parte pequeña de mí está saltando de arriba hacia abajo como una estúpida porrista sólo por ver su atractiva cara. cuando un golpe sordo suena en la puerta. Axel.

pero había esperado que pudiera ayudarlo. ―Oye. Saco los huevos de la estufa. Página Sus grandes y fuertes manos se estiran y toman mis pequeñas muñecas. oh. Eso me rompió el corazón—. Maddox está sentado en un lado de su cama con sus codos recargados en sus rodillas. efectivamente ignorando a Axel y camino por el pasillo hacia la habitación de Maddox. que Maddox está todavía muy atrapado en su cabeza. Dejo salir otro brusco jadeo. ―Está bien. al menos no estoy sola en esto. Cuando alcanza mis hombros. Axel está aquí y está enojado. Sabía que no estaría de buen humor esta mañana. Mi nariz se llena con su pesada esencia inmediatamente. sé lo importante que es tener a alguien esperando a ayudarte a llevar tus cargas. chica. te hice el desayuno. Parecería. a través de la puerta. La piel que ha tocado está quemando y la abrumante necesidad de sentirlo ha consumido cada fibra mía. y saco el pan del tostador. Cada pulgada de mi piel expuesta que se presiona contra su cuerpo cubierto de mezclilla y algodón. Mad. Estoy aquí por si me necesitas. ¿está bien? Incluso si es todo lo que puedo ofrecer. 121 Se acerca. está cosquilleando. ―Giro el pomo y me asomo. una yendo hacia mi nuca. sus ojos oscuros parecen ver a través de mí. y en el camino mi piel se deshace en millones de pequeños escalofríos. Puedo sentir a mi cuerpo instantáneamente volviéndose consciente del suyo. Lentamente. puedo sentir mis bragas humedecerse en segundos. lleva sus manos hacia arriba. . Mi cuerpo está en fuego. Y tan sólo con esta leve presión de nuestros cuerpos. La otra viaja hacia el costado de mi cara. Sus ojos están oscurecidos con deseo y su respiración se ha acelerado. Mis pezones se endurecen y mi corazón golpetea. Alex está parado justo detrás de mí y sin ninguna advertencia termino apretada contra su duro cuerpo. Golpeando suavemente. Incluso solo estando aquí. pero no es nada nuevo. ni siquiera dándome cuenta de que había aguantado mi respiración todo este tiempo. ―Sí. Ve a comer. comienza a acariciar mis brazos hacia arriba.―¿Perdón? ¿A ti qué te importa lo que uso cuando duermo? ―En verdad necesito cafeína antes de tener que lidiar con su mierda tan temprano. los dedos se enredan en mi cabello. presionando su gruesa erección en mi estómago. Ambos inhalamos aire de manera brusca. Pongo dos lugares en la mesa. »Idiota ―gruño por lo bajo y me giro para regresar a la cocina. Solo para encabronarlo más. Se me hace agua la boca. ¿quieres comer algo? ―No ―responde su voz completamente despierta. ―¿Estás seguro?. llamo a Maddox. estando tan cerca. Su gruñido como respuesta es todo lo que necesito escuchar para llevar una pequeña sonrisa a mi rostro. pongo un poco más de balanceo de lo normal en mis caderas. Puedo sentir los ojos de Axel penetrándome la espalda. tan dolorosamente lento. pongo el tocino en el plato. estoy bien. sosteniendo mi mejilla y parte de mi cuello tiernamente. ―Me mira. la cabeza la tiene gacha entre sus grandes manos. Me giro e inmediatamente retrocedo.

frotándose contra mí y apoyando mi cuerpo contra la pared. estás en fuego para mí. Lleva su brazo izquierdo debajo de mi trasero y me apoya mientras lleva su otra mano hacia arriba. Instintivamente. Girando mi cabeza hacia un lado. ambas intentando sobreponerse a los sentimientos que este beso está provocando. bajando su cabeza las pocas pulgadas finales y finalmente aplasta sus labios sobre los míos. Dios cómo quiero esto. llevando mi centro contra su dura erección. Esto no hace más que ayudar a frotar mi hinchado coño contra su polla cubierta por la mezclilla. pasa la mano con que sostenía mi mejilla por mi espalda. El deseo está corriendo por mis venas. Correcto o incorrecto. Sus dedos rozan suavemente contra la hinchazón de mi pecho antes de bajar la camiseta y 122 Cuando habla. Mordisquea mi labio inferior. sus palabras cosquillean mis labios. haciéndome gemir cuando cosquillea mis costados en su camino hacia mi pecho hinchado. su voz está llena de lujuria. ¿Sientes eso? ¿Sientes lo jodidamente duro que estoy por ti? Puedo sentir tu jodido coño abrazando mi polla. No hay ni una sola pulgada de mi cuerpo que no esté contra el suyo. Princesa. Mi jadeo de sorpresa abre mi boca lo suficientemente para que su demandante lengua entre. recordándome nuestro beso. que se disparan a través de mi sistema. incluso a través de mis malditos pantalones. Hundo mis manos en sus costados. Perfecta ―susurra contra mis labios. haciéndome gruñir de nuevo y frotar mi coño contra su dura longitud. por favor no dejes que se tome mi comentario en serio. mi cabeza cae hacia atrás y se golpea contra la pared. traza el mismo camino con su lengua para aliviar el dolor antes de tomarlo entre sus dientes y halarlo. mi corazón seguramente va a explotar y mis pantaletas húmedas van a derretirse. ―Intento protestar débilmente. demandando tomar lo que necesita. No me había dado cuenta de que nos estábamos moviendo hasta que mi espalda se encuentra con la fría pared. ―Lleva sus caderas hacia adelante.―Tan. alzo mis piernas y rodeo su cuerpo con ellas. Cada cabello está erizado. Nuestras lenguas están en un duelo. Con un agarre firme. deslizando sus dedos por la venda en mi espalda antes de alcanzar mi trasero. continúa lamiendo y acariciando cada punto solitario de mi boca. tan oscuros y nublados con deseo. recorriendo mis caderas. mi centro está tensándose con anticipación del orgasmo que está justo al alcance. Página Aspira profundamente antes de hablar. Aguantándome el gemido. empuja todavía más mi cuerpo contra el suyo. Ambos gemimos. incluso el chocolate no se compara con las cosquillas eléctricas por todo mi cuerpo. ―No deberíamos estar haciendo esto. Lleva su cara al nivel de la mía. frotando mis dolorosamente olvidados pezones contra su camiseta. me separo de su boca y empujo hacia él. Quiero esto. Mientras nuestro beso continúa. La mano detrás de mi cabeza sigue el camino que su otra mano acaba de recorrer y cuando alcanza mi trasero. ―Oh. no puedo pensar en otra cosa que deberíamos estar haciendo más. miro a sus ojos verdes. Dios. hunde sus manos y levanta. Justo lo que mi cuerpo está deseando. . se siente como el cielo. volviéndose más caliente con cada segundo que. gimiendo de nuevo cuando siento lo sólido y caliente que se siente su duro cuerpo contra mis dedos. Jodidamente. flexiona sus dedos.

y nuestro amor. En ese momento... empapada. La dureza a la que me he ido acostumbrando a ver en su hermosamente apuesta cara no está. por favor no te detengas ―Suplico. ni siquiera con él. Me recuerda que todavía está listo para continuar.sacar mis tetas.. apretando mis brazos contra su cuello y llevando mi frente a su pecho. sonando como si estuviera parado al final del túnel―. moviéndome contra él. Tenemos mierda que resolver. Quiero a Axel de vuelta.. Nuestras lenguas se emparejan mientras él lentamente me regresa a la tierra con pequeños giros de su cadera contra mi pulsante coño. no te detengas. ―Lleva sus manos a ambos lados de mi cara y hace que lo mire―. no puedo esperar para tener mi boca allí abajo lamiendo toda esa humedad. ―¿Todavía adolorida? ―cuestiona. me doy cuenta de que quiero eso. pero después de esto. Ligeramente baja sus dedos y circula mi pezón.. ―No lo sé. mientras los va bajando por mi torso. . Nunca se ha sentido así antes. tan jodidamente bien. empujando contra su polla de nuevo. debajo de la suave piel debajo del pecho. Voy a hacerte ahogarte en placer. Cierro mis ojos. el beso está lleno de éxtasis. tratando de enfocarme en su cara lo suficiente para ponerle sentido a su comentario. El tiempo puede que no haya estado de nuestro lado en los últimos años. Su mano libera mi pecho y justo cuando estoy por protestar. voy a cogerte tan bien.. no te dejaré hasta que lo arreglemos. Princesa. lamiendo el camino de regreso antes de cerrar sus labios en el pezón y chupar. pero ahora mismo. Grito mientras las olas del más poderoso orgasmo me azotan. Se ve como el viejo Axel. estoy jadeando ahora y puedo sentir el orgasmo creciendo. Cuando pincha mis todavía suaves pezones entre su pulgar y dedo. Abre sus dedos y empuja su pulgar contra mi clítoris. ¿Qué estamos haciendo? No tengo respuestas. ―Termina eso con un empuje más de sus caderas. Pero se siente demasiado bien para ignorarlo. desesperada por alcanzar mi orgasmo. suelto un gritito suave. ―Oh Dios. casi creo que podemos regresar allí de nuevo y después de todo lo que acabamos de compartir. Sus dedos juegan en mi estómago. Su lengua traza mi pezón. Hmm. No pasará. eh bebé? Sólo piensa en lo bien que se sentirá cuando entierre bien profundo mi polla dentro de ese caliente coño. Siento como si todo mi cuerpo se acabara de encender. Quiero de vuelta lo nuestro. ―Mueve su pulgar y choca sus labios con los míos. sintiendo la calidez de su boca.. tragándose el grito de satisfacción. cuando siento la dureza rozarme de nuevo. casi puedo creerlo. Casi puedo tener la esperanza de que el destino haya decidido amarme y me dé algo de felicidad para variar. Axel? ―pregunto. como si regresara a la vida con cada ola de placer en mí. Eso podría matarme. tan lleno de amor por mí que nada más importa. ¿no puedes hablar.. No lo sé.. demasiado abrumada por todo lo que está haciéndole a mi cuerpo como para actuar como si entendiera. pero espero que él no vea esto como un error. cuando te folle tan duro que me sentirás por días. y en su lugar hay afecto puro. ¿Lo sientes? Página ―¿Qué estamos haciendo. ―Miro hacia sus ojos. Su lengua se enreda con la mía. 123 ―Joder. Izzy. nena. te sientes muy bien en mis brazos de nuevo.. ―Húmeda.

―Obtengo un casto beso antes de que me dé la espalda y se asegure de que su gran cuerpo me esté cubriendo completamente antes de dirigirse a Maddox. Maldita mierda. Parece que me he ganado otro hermano mayor grande y malo. ―Interesante. necesito un polvo. sigue ahí Izzy y no dejaré que me alejes. Asiento. Suspira suavemente. los enredo en su torso y jalo fuerte. ―Su risa vibra en su cuerpo.. completamente distinto a su mirada normal. ajustando mi cuerpo para que pueda acercarme más y sólo disfrutamos el momento de nuestros corazones juntos de nuevo. Me inclino y miro por encima del hombro de Axel y me encuentro con los ojos divertidos de Maddox. Llevo mis brazos hacia arriba. Axel. Se inclina y con un susurro ronco dice―: No te muevas. está invadiendo mis sentidos. Paz. Izzy. sólo tengo que creer que cuando nos sentemos y traigamos de vuelta todos esos recuerdos él todavía querrá sostenerme fuertemente. es divertidísimo. Página ―Gracioso. Un profundo aclaramiento de garganta me devuelve a la tierra. Tienes razón. No puedo esperar a enterrarme en ti. Mad ―murmuro sobre el hombro de Axel y le doy un guiño. más joven y más amigable. demonios no. Las banderas blancas se ondean. ―Lo siento. que cuelgan bajo en sus caderas. porque ¿en realidad qué puedo decir? Tiene razón. Qué vergonzoso. porque esta vista de él rascándose el trasero mientras está buscando en el refrigerador no es su mejor vista. fría y dura. 124 ―Fue mi culpa. la cual ahora está mezclada con mi excitación. Se ve tan diferente cuando permite que sus emociones salgan. No lamento que haya pasado. Imbécil. Izzy. Está usando unos pantalones viejos. Incluso con el miedo de decirle todo. ¿Creen que al menos puedan llevar esa reunión a puerta cerrada? ¿O tal vez en tu propia puta casa? ―Sus ojos pueden haber estado riéndose conmigo pero su pregunta hacia Axel estaba llena de una advertencia no verbalizada. llevo mi cabeza hacia abajo y descanso contra su pecho. Entierro mis manos en su camisa y pongo mi acalorada cara en su espalda. Regresamos a la vida del otro por alguna razón. Mmmm. mi alma está en paz. . Maldición. ―Está bien. es el mejor desayuno que he tenido. porno en vivo. Es bueno que no esté muerta por él. ―Maddox camina y entra a la cocina. ―Axel deja que mis pies caigan al suelo y agarra mi cadera para asegurarse que esté en equilibrio y se prepara para dirigirse a Maddox. hermano. ―¿Lo siento? Al carajo con esa mierda. Su corazón está latiendo rápidamente contra mi oído y su esencia.Cada cosa que hemos sentido uno por el otro. Es una vista tan rara que estoy sin palabras momentáneamente. tenemos que hablar.. No permitiré que Locke te vea medio desnuda con ese brillo de recién follada.

estoy tomando la decisión correcta. siento que esto podría ser lo que estoy lista para afrontar y seguir adelante. sintiendo que el peso que estaba hundiendo mi cuerpo está casi fuera.―¡Qué clase. no quiero a nadie más disfrutando de la vista. ¿sí? Y por favor ponte algo de ropa.. Espero que le esté dando sólo un pequeño signo de lo que estoy sintiendo cuando le sonrío. y su lengua sale y lame haciendo que me estremezca en sus brazos y gima su nombre. No necesito ver ésta mierda tan temprano. Con todo lo demás siendo un desastre ahora mismo en mi vida.. Es hora de encontrar un poco de ese coraje encerrado y enfrentar los hechos. mientras unta mantequilla a su pan. Me aparto de Alex y sólo miro a sus ojos. No puedo aguantar el dolor y más importante. muchísimo. Mad! ―le digo. ―Sólo porque no estoy empujándote contra la pared e intentando follarte como un animal no significa que no pueda apreciar la vista. ¡cerdo! ―grito y corro hacia la habitación en donde me he estado quedando. ¡No deberías de tener problemas con las damas si sigues rascándote en trasero! ―Me estoy riendo más ahora. Página ―Izzy.. Lista o no.. no puedo aferrarme al pasado más. ―Se ríe. ―Sus labios besan en una línea de mi hombro a mi oído. ―Ustedes necesitan ya sea largarse o irse a puerta cerrada. ¿entendido? ―grita desde el pasillo. ―Ve a arreglarte. incapaz de aguantar mi risa―. ―Extrañe ese sonido. 125 ―Ugh. y sólo diré esto una vez. estoy lista para dejarlo entrar. con esperanza de que podamos encontrar un camino de vuelta al otro que no se trate solo de esta vibra sexual entre nosotros. ―Trato de razonar con él y podría haber funcionado si Maddox hubiera mantenido la boca cerrada. levantándome del suelo para que pueda murmurar fácilmente en mi oído. Vas a venir a casa conmigo. me da una pequeña sonrisa y me envuelve en sus brazos de nuevo. ya era hora ―dice Maddox como si nada. ¡pero no entiendo cuál es tu problema con mi ropa! Los trajes de baños muestran mucho más que esto. A Maddox no le importa y no me ve de esa manera. Ax está de vuelta y estamos a punto de tener una charla determinante. el pensar en abrir esas viejas heridas no me aterra. RÍE. Con fortuna. por muy bueno que sea ese cuerpo. Vayan a otro lugar. Por primera vez en años. Esta jodida mierda de la pijamada se acaba ahora. Noto la adoración que brilla. Estaré de vuelta a la hora del almuerzo para recogerte. . Maddox tenía razón anoche. voy a arreglarme. Axel se gira. lo digo en serio. entre bocados de su desayuno. no puedo aguantarlo más y cuando tengo a Axel de vuelta en mis brazos la incertidumbre no es tan terrorífica. Lo entiendo. empaca tus mierdas. Sólo no me has atrapado mirando. Dejarlo entrar. ―Claro Axel.

Podría también estar pasándola mal por no ser capaz de protegerla. No he hecho nada en la oficina. No de nuevo. Maldición. con la excepción de algunas llamadas para vigilarla. pero saber que no estuve ahí para protegerla fue suficiente para mantenerme a raya toda la semana. pero si Greg lo notó no dijo nada. Froto mis manos en mi cara. Él también estaba muy preocupado por Izzy. intercambiando collares de amistad y esas mierdas. sus jodidamente deliciosos besos y ese jodido coño caliente suplicándome que lo tomara. No todavía. al menos. Mi polla está tan dura que podría tener marcas permanentes de mi cierre. Mucho mejor de lo que recordaba. Sus gemidos jadeantes. No era mi intención cuando vine llegar hasta eso. Incluso cuando no estoy en su presencia. Había estado lentamente volviéndome loco desde el sábado cuando su ex vino. pero sé algo. Saber que estaba lastimada era una cosa. Lo juro por Dios. tratando de calmarme. sé que está ahí. haciendo que mi polla se endurezca más. No he preguntado. Ella me consumió. incluso si son los mejores amigos. sin éxito. no tengo una jodida idea. nunca he superado el hecho de que ella fue y siempre será la indicada para mí. Pienso mientras salgo del departamento de Locke y subo a mi camión. su suave piel. Y si soy completamente honesto conmigo mismo. Me quedo sentado ahí por un segundo. pero tenía ese miedo adicional de no volver a tener su amistad entera de regreso. 126 Sé que hablaron antes del juego del sábado pero no han hablado desde entonces.Axel J oder. Izzy se avivó bajo mis dedos. tratando de normalizar los latidos de mi corazón. ya no será el que estará a cargo de la protección de MI Izzy. ni siquiera cuando era un adolescente calenturiento poniéndose duro con cada fémina que veía. Todavía puedo olerla. Joder. sólo un beso y todo lo demás dejó de existir. su excitación todavía se aferra en mis dedos. nunca he estado tan a punto de explotar. . moviéndome para tratar de aligerar algo de la incomodidad en mis pantalones. Página He estado luchando contra el deseo aún muy presente entre nosotros por unos meses. muy cerca y he llegado finalmente a la conclusión de que no estoy listo para dejarla ir.

subo las escaleras y voy al baño. Estoy listo para hacer a mi chica mía de nuevo. todavía tenemos un montón de mierda que resolver. para mí. Cuando termino de enjabonarme y enjuagarme. Necesito comida si espero que Izzy se quede conmigo. Cierro la puerta y entro a mi nuevo camión con la anticipación y el conocimiento de que en sólo unas horas. y necesito algunos condones. Acariciando unas cuantas veces. Desesperado por algo de alivio antes de regresara por Izzy. . *** Izzy Página Prepárate. El sólo pensar en a quien voy a recoger y la noche que tengo preparada. porque aquí vengo. hace que mi polla regrese a la vida. pero estoy listo para luchar y no sólo luchar por nosotros sino luchar contra quien sea. Abro la llave del agua. detengo la mano y dejo que el orgasmo se apodere de mi cuerpo. especialmente después de esa mierda en la casa de Locke. incluyendo ese ex-esposo de mierda. si Dios quiere. 127 Con una sonrisa en mi cara. Todo lo que puedo imaginar es la cara de Izzy cuando se vino esta mañana. Mi polla todavía está necesitada de atención y a este punto comienzo a temer que mis pelotas se puedan caer. entonces me voy para reclamar a mi chica. Sacudiendo la cabeza. llevo mi mano hacia abajo y acaricio mis pelotas y entonces la subo y agarro firmemente mi polla. la polla dura en mis pantalones y un poco de paz en mi corazón. tendré su ajustado y caliente cuerpo debajo del mío de nuevo. asegurándome de evitar mi adolorida polla. Planeo hacer una abolladura en esas cajas tan pronto como sea posible. tengo un refrigerador abastecido. Mi mano agarra velocidad. siento como si pudiera tomar el mundo y ganar. con más comida de la que podríamos necesitar y las cajas de condones más grandes que pude encontrar. para poder tenerla de vuelta a mis brazos de nuevo. Unas horas más tarde. Rápidamente me seco y me pongo unos pantalones y una camiseta negra. Mis abdominales se tensan con cada disparo que lanza mi cuerpo. recargo la mano contra la pared y dejo que el agua caiga en mis hombros tensos. solo es una manera de estar preparado. Envuelvo mi polla con una mano y suelto un siseo. me meto y comienzo a limpiar mi cuerpo. desnudándome en el camino. yendo desde la raíz hasta la punta en un lento y firme ritmo. Tres cajas pueden ser excesivas para un hombre normal pero. Solo unas caricias antes de que mis pelotas se tensen. Me enjuago de nuevo y salgo de la ducha. y con el recuerdo de su grito de placer. seamos capaces de estar solos y no terminar desnudos. No hay manera de que. enciendo mi camión y me dirijo a hacer algunas tareas. Izzy.No me hago ilusiones. Hora de apresurar esos encargos.

―Oye. continúa―. Maddox se prepara y se va para ir a hacer algo de trabajo. pero no vayas con la creencia de que te odiará. Todavía no estoy segura de qué hacen estos chicos. ―Está bien. Te dije anoche. Lo quieres. Sé sin duda que él estará molesto. estar lejos uno del otro. ―¿Qué pasa si me odia? ―susurro. sólo para perderlo otra vez. lucha por él. pero ese tipo de pasión. no es gracioso. mujer. Pueden olvidar cómo era. después de perder un concurso de miradas de diez minutos. ―Se gira y camina hacia a su habitación. Supongo que piensa que terminamos. podrían estar en distintos lados del mundo. ustedes dos tienen esa cosa que sólo pasa una vez en la vida y siempre triunfa. Mad? ¿Estoy cometiendo un gran error? ―Siempre cometerás errores en una relación. mujer. Tiene sentido lo que está diciendo. mujer. no tengo mucho aquí ya que Dee me ha estado trayendo más conforme lo necesito. No creo que ninguna de las dos está lista para admitir que puede que me aleje un tiempo. ―No. Por la manera en que lo veo. No puedes dejarte llevar por ese miedo. No hay nada que podamos hacer con Brandon debido a su coartada. Bueno. ambos tienen los cables muy jodidos. Mad. Joder. nunca muere. no hay manera de que ustedes dos pudieran aguantarse. pero me preocupa que me culpe por perder a nuestro bebé. verdad? ―le pregunto.Después de que Axel se va estoy en completo asombro. esperaremos y oraremos que me deje en paz. Ustedes dos. eso y el hecho de que Maddox no ha dejado de sonreírme burlonamente desde hace una hora. lo que sea que signifique. pero más vale que vengas si te necesito. No solos entrecruzados. . pero estoy asustada de dejar entrar a Axel de nuevo. puede que no. Si no lo toma bien. eras una niña. el único problema que tienen ustedes dos ahora mismo es la comunicación. ―¿Piensas que es gracioso. llámame y te recogeré. Sabía que esto pasaría. Pero tienes que agarrarte y estar lista para tomar esa ola cuando llegue. no hay manera de evitar eso. Si no fuera por el cosquilleo todavía recorriendo mi cuerpo. sin mirarlo a los ojos. chica. Intenta todo lo que quieras. no sé cómo reaccionará. mírame ―cuando miro sus ojos. No soy tan estúpida para creer eso.. eso es todo lo que puedes hacer. Necesitas decirle lo que me contaste anoche. el truco es asegurarte de comunicar y aprender de ellos. No me toma mucho empacar.. ―Izzy. pensaría que lo soñé todo. Prometo ir con la mente abierta. Página Nos vamos por separado después de eso. 128 ―Cuando quieras. Maldito bastardo. así que por el momento sólo veremos. Decía en serio lo de anoche. Sé honesta. espera un momento ¿Qué estoy haciendo. Puede tomarlo bien.

Mi ojo se ve mejor. guardo los productos de limpieza y me limpio mis pantalones. bueno. mejor si tienes en cuenta que puedo abrirlo ahora. Riéndome por mis ridículas acciones. No hay nada que pueda hacer para arreglar el desastre de mi cara.Tomo una ducha.. Hueles tan jodidamente bien. bajo la mano y presiono contra mi estómago para ver si puedo sentirlas. Muy en lo profundo. agarrando su impresionante bulto y haciendo nada para esconder el hecho de que está literalmente a punto de salir rompiendo el cierre. tan brillantemente iluminados. Acabo de terminar de limpiar el baño de Maddox cuando escucho un golpe en la puerta. abro la puerta y sólo lo miro. Cuando Feel Again de One Republic llena mis oídos. Sus ojos están en fuego. hasta su cara y de nuevo hacia abajo. pero tiene un nauseabundo color amarillento. Mierda. Desactivando la alarma y abriendo todos los seguros. Jesús.. Sigues mirándome como si fuera la última gota de agua después de una larga sequía y te tomaré justo aquí en la puerta. Princesa. Todavía está un poco inflamado pero no tanto como estaba hace tres días. creo que realmente podría martillar clavos. bebé. no puedo evitar la sonrisa que toma mi cara. espero que esta sea otra señal de que el destino finalmente está de mi lado. . Cojo mi iPhone del bolso y me pongo los audífonos. 129 ―Sigue mirándome así y no saldremos por esta puerta. quiero cogerte ya ―susurra antes de halarme a sus brazos. Se inclina y cosquillea su nariz contra hueco del mi cuello e inhala profundamente―. decido darle a la casa de Maddox una buena limpieza. así que recojo mi cabello en un moño desordenado y termino de quitar todos mis rastros de la habitación de huéspedes de Maddox. Mis ojos viajan por la longitud de su cuerpo. a veces. Izzy. Lamo mis labios. desde que Axel me compró mi primera botella de Light Blue. Mariposas inmediatamente comienzan a revolotear en mi estómago. estoy muy duro. ―Suena enojado pero estoy segura de que está más frustrado por nuestra ubicación actual que porque me lo esté cogiendo con la mirada―. Ha sido algo que. sólo parada en medio de la cocina de Maddox con blanqueador en una mano. ―Ahora estoy muy excitada. se aclara la garganta y baja la mano para ajustar sus pantalones. Sus pantalones están moldeados a sus piernas. y todo lo que tomaría sería un roce de su piel contra la mía. He estado usando el mismo perfume por años. cepillo en otra mano y una gran sonrisa cegadora en mi cara. Apuesto a que me veo ridícula. no era ni capaz de usar pero también era Página ―Hablo muy en serio. Probablemente podría venirme ahora mismo. aplico la pomada en mi espalda lo mejor que puedo y pongo las vendas en las heridas más graves. Dándome cuenta de que probablemente todavía tengo mucho tiempo que matar antes de que Axel regrese. Inhalo profundamente. el sólo sonido de su grave voz me hace retorcerme. no lo hice a propósito pero cuando su gruñido ahogado alcanza mis oídos miro de nuevo a su cara.

pero nunca con el conocimiento de una sexualidad adulta. en donde sólo mis oídos puedan escucharte gritar. ―No necesitarás eso de nuevo. Lo nuestro siempre fue apasionado desde adolescentes. 130 Ni siquiera recuerdo el camino hacia el elevador. Axel la toma de mi mano. Recordaría a Axel y todo lo que compartimos durante todos esos años atrás. ese estaba lleno de lujuria y éxtasis reprimidos. puedo escuchar lo maravillado de mi tono. ―¿En dónde están tus bolsas? ―cuestiona. Se toma su tiempo. acaricia gentilmente su lengua contra la mía. Página He estado sentada pensando sobre la noche que nos espera cuando el sonido de mi móvil interrumpe mis pensamientos. Se ríe con ligereza antes de caminar y recogerlas. Te quiero sola en mi casa. ―Guau ―suspiro―. Cuando siento su lengua caliente y húmeda comenzando a recorrer mi clavícula antes de subir a mi oreja. Este beso está lleno de promesa. ―Oye. veo a la pantalla. abro mi boca para hablar pero estoy sorprendida cuando alza la cabeza y suavemente presiona sus labios contra los míos. antes que pueda guardar la llave. Retorciéndome en mi asiento. Empujando sus hombros. renuente. ¿no eres una sucia putita? ―canta en mi oído. mirando hacia Axel por puro hábito. se guarda la llave y baja la mano para entrelazar nuestros dedos. y con otros. Maldición. Con el último beso se aparta y me mira con los ojos nublados. voy a matar a Maddox. Creo que ambos sabemos muy bien que lo que sea que vaya a venir batirá cualquier unión que hayamos tenido en el pasado. Jesús. Pongo la alarma y cierro la puerta. No es un beso como el que compartimos antes. una vez más estoy por caer de rodillas con el abrumante hambre que toma mi sistema. ―Oye ―contesto. Si empezara aquí. ―Por mucho que quiera llevarte de regreso a esa habitación y tomarte ahora. quiero tiempo para jugar. por el vestíbulo o cómo me metí a su ridículamente alto camión. Tenemos que salir de la casa de Maddox. Oh Dios. Se pone mejor cada vez ―murmuro. del tipo torturante y lento. Ahora.algo que me daba un poco de fuerza. tendría que parar cuando Locke llegue a casa. Me aseguraré de que la tengas de vuelta. . ―Guiña el ojo. y en el otro estamos entrando en el tráfico y de camino a su casa. Simplemente señalo las dos bolsas en la mesa de la cocina. En un segundo estamos parados en la sala de Maddox. incluso en mis oídos. y sonrío cuando veo "Llamada entrante Dee" y su cara sonriente. Princesa. Tengo que recordarme que él no es Brandon y una llamada de Dee ni siquiera se registra en su radar.

Princesa. Dee va a explotar con esto que está desarrollándose. ¿Maddox pasó por allí o algo? ―pregunto sarcásticamente. Pero. lo prometo. estamos arreglando las cosas. ―Sí. tonta! Tuve la visita de un hombre alto. ―No es divertido ―le siseo. Página 131 ―Oh. ¿De verdad crees que. Está disfrutando mucho esto. Estoy bien. ¿quieres decirme lo que está pasando? ―suena nerviosa ahora. llevando a Jane a la casa de árbol donde no usará ropa y jugaremos aerobics de habitación por el resto de los días”. Dee? ¿No hablaste con él? ―No. ―Es complicado.. ―Se inclina y deja un beso en mis labios antes de sonreír hacia el camino. Dee. Sus palabras fueron algo como “Yo Tarzan. pensando que lo mejor es hacerme la tonta. porque iba a venir y quería que empacara una bolsa. una vez que me entierre profundo en tu coño y lo sienta apretar mi polla hasta hacerme venir. Déjame adivinar. ―Miro hacia él cuando escucho el profundo sonido de risas. como si no estuviera segura de haber hecho lo correcto al dejar que empacara mis cosas. entonces tomó cuatro de tus más grandes bolsos y empacó casi todas tus cosas. ―¡No hagas como que no sabes de qué estoy hablando. te dejaré ir de nuevo? Debes de estar fuera tus jodidos cabales. Izzy. ¿se llama Axel? Me llamó bien temprano y. admito que cuatro bolsos suenan un poco excesivos. me preguntó si podía esperar un segundo antes de irme a la oficina. es muy gracioso. Estamos. Ahora quiero que me digas. ¿por qué Axel me llamaría para pedir una BOLSA para tu ropa? ―La maldita se está riendo. Entonces. Podrías conocerlo. en verdad comienzo a ponerme nerviosa por lo que nos espera. Si solo requiero de sus palabras para excitarme así. por. Creo que acabo de tener un orgasmo. No seré capaz de dejarte salir de mi puta cama hasta que compensemos cada día que hemos perdido. Iz. antes de mi café matutino. De cualquier forma.―No sé de lo que estás hablando ―evado su pregunta. ―¿Maddox? ¿Para qué vendría? ―¿De verdad. sonaba muy engreído por eso. sí. Una gran bolsa. Dios ―dice Dee suavemente al teléfono―.. moreno y muy lamible hoy... Como si no supieras. .. Axel en verdad llamó y me pidió que empacara tus cosas.. No hay forma de decir qué ha escuchado tampoco. ―No es la única que pudo haber tenido un orgasmo. llamó. ―Bebé. debo añadir. Eso fue de verdad caliente.

vamos a asentarnos antes de que encienda la barbacoa y haga la cena. Sabes lo que era estar con June y Donnie. Su casa es ridículamente grande. O por no tenerlo. pero tengo el presentimiento de que llevan a más vacíos. Aparentemente. exactamente. —Le doy un apretón. así que. simplemente no lo entiendo. —¿Ax? —pregunto. Por mucho que la sola idea de él teniendo una familia con alguien más que no sea yo hace que se me encoja el corazón de la angustia. Vas a necesitar tu fuerza esta noche. 132 Los escalofríos de la excitación me llenan el cuerpo y si no fuera por su fuerte brazo a mi alrededor. ¿Por qué. el deseo de saltarnos la cena e ir directos al cuarto coge fuerza hasta unos niveles impensables. así que cuando entramos me encuentro con un vestíbulo brillante y bastante vacío. Me está mirando atentamente y parece como si estuviera esperando a que haga algo. pero ya sabes. —Viene hacia mí y me pone entre sus brazos—. estaría bien saltarnos el filete e ir por el postre primero. Tenía incluso menos cuando me enlisté. a mi izquierda hay otra habitación vacía y a mi derecha otra. Se me calienta todo el cuerpo. Página Aparca en frente de la casa esta vez. en su camino de entrada. Tenía una habitación tan pequeña como un pequeño vestidor cuando estábamos en el colegio. era solo yo en aquellos tiempos. es todo sobre sentirse cómodo y saber que ya no es esa persona. . ¿Por qué un hombre necesita tanta casa? No lo entiendo. mirando al hombre que está bajando de su enorme todoterreno negro—. —Me cansé de vivir en una caja. necesitas una casa de seis habitaciones? —No tiene familia. Princesa. Hay dos pasillos a los lados de la escalera. solo vi una parte de la casa cuando estuve aquí la última vez. Hay una larga escalera justo en medio de la habitación vacía. porque no me acuerdo de nada como lo que estoy viendo ahora mismo. todo tiene sentido. No tiene sentido para muchos. —Aunque —continúa—. silenciosamente diciéndole que lo entiendo. en vez de en el garaje. —Bien. Para un hombre como Axel. a menos que haya adoptado a unos pocos niños durante estos años. Me prometí a mí mismo hace mucho tiempo que nunca me tendría que preocupar por el espacio de nuevo. Parece casi hasta avergonzado por la respuesta y.D ebía de estar bastante fuera de mí la última vez que vine a su casa. y tener un agujero como habitación. me habría deshecho aquí mismo. antes de que incluso empiece a hablar.

nena. Quiero sentir tu dulce corrida en la lengua. Deja salir una gran carcajada antes de darme una palmada en el culo. excepto por la que me escapé de él. Me coge el rostro entre sus grandes manos y se agacha para susurrarme al oído—: No puedo esperar. Incluso después de todo este tiempo. Claro que tenía que salir como si fuera una pregunta. me frota su gruesa erección contra el clítoris de una forma de lo más deliciosa—. puedo olerte desde aquí. Se agacha y coge mis bolsas. rápidamente levanto la mirada para encontrarme con la suya. Vamos a acomodarte antes de cenar. ¿eh? ¿Es esa tu forma de decirme que odias mi casa? —¿No? —Estoy segura de que la vergüenza que siento no la puedo ocultar. Cuando llego a la parte superior. Me guiña un ojo. Y así como así. cuando no puedas con nada más… —Aprieta sus caderas. princesa. todavía no puedo mentirle a este hombre. Joder. Iz! —Agradable. pero parece que cuanto más estoy a su alrededor. —Vamos. Ahora soy yo la que deja salir un gemido. está sobre mí. pasando un par de puertas abiertas. está encima de mí. —Pasa lentamente la lengua desde mi hombro hasta mi oreja y la coge entre sus labios para después mordisquearla. cubiertas por vaqueros. la sonrisa se le borra del rostro y un gemido grave llena el silencio que nos rodea.—Es…um… ¿agradable? —Mierda. Eh. Acaba de pillarme mirando su muy bonito culo. Cada habitación está vacía. después va hacia las escaleras. más y más arriba. ¡Muy convincente. Página »Pensaba que podría traerte y disfrutar de la cena sin tener que estar dentro de tu calor. te voy a romper esas braguitas tan apretadas y voy a enterrar el rostro entre esas cremosas piernas. 133 —Pensaba que podría esperar —dice antes de cogerme y tirarme a la cama. con su largo cuerpo apretándome contra el colchón. Seguro que tu coño está desbordándose. Princesa. fuerte contra las mías. . hay dos pasillos en cada dirección. Sonríe. Abro las piernas sin dudarlo y junta su cadera con la mía. niega con la cabeza y se ríe. Me chupo los labios. Te voy a hacer gritar. Sonrío. Yo me sonrojo. Antes de que siquiera pueda parpadear. Me lame los mordiscos y me abraza con los codos a cada lado de mi cuerpo. De repente. Le sigo arriba. más se desencadenan. Cuando se vuelve. jodidamente húmedo y listo para mí. que brilla con diversión. qué vergonzoso. nena. Tenía la esperanza de que nunca hubiera visto uno de mis episodios. Va hacia la izquierda. y después. Entra a su habitación y deja todas las maletas al lado del armario.

nena. me sube Página Se levanta de la cama y se quita los vaqueros. y si no lo tengo desnudo pronto. los tira detrás de su cuerpo. pasando por sus abdominales. El frote de mi piel contra la suya solo me hace arder más. No tiene vergüenza. me corro tan fuerte que juro que estoy flotando. Me agarra de los tobillos y. enterrando la mano en su cabello y acercándole más a mi pecho—. No me da ni tiempo para abrazarle con los brazos y está con los labios alrededor de uno de mis pezones. Se queda de pie al lado de la cama y mis pies rozan sus peludas piernas. a sus ojos en llamas. chupando fuerte. De rodillas. El gemido en respuesta contra mi piel hace que se me salgan los flujos de mi vagina. al momento. Con Axel. —Oh. estoy desesperada por sentir su piel contra la mía. Me tomo mi tiempo pasando los ojos por su cuerpo. Cambia al otro pezón y su mano baja por mi vientre. Movemos los labios juntos en un baile húmedo. ni siquiera ha pasado un segundo y ya tengo ese apretado coño chorreando en mi dedo.…después voy a chupar todo el camino hacia arriba por tu jodidamente dulce cuerpo y finalmente te haré mía. la tinta y cada centímetro de su larga polla están a mi disposición. Muevo las manos a su espalda y lo acerco a mí. desde su erección. con una arrogante sonrisa. Izzy. llevo el brazo atrás y me quito el sujetador. —He estado soñando con esto por mucho jodido tiempo. lo necesito más de lo que nunca he necesitado nada en la vida. Se quita también las botas y los calcetines. sí —gimo. —Me quita los ajustados pantalones rápido y me saca a la vez las bragas. después. Se me emborrona la visión y el grito que me sale por la boca hace eco en la habitación. parece satisfecho con lo que ve. Axel. podría morir. Me mira a los míos. —Oh Dios —jadeo y le miro a esos brillantes ojos suyos. No puedo esperar para estar dentro de ti. Mete su grueso dedo dentro de mí en un movimiento y. saca la mano de mis pantalones y chupa mi esencia de su dedo. tan despacio que parece una tortura. al suelo. Siento los bultos de los fuertes músculos bajo mis dedos y. 134 —Joder. de repente. le subo la camiseta por el pecho y separamos las bocas lo justo como para sacársela por la cabeza. —Me acerca a él y me besa duro. Levanta la cabeza de mi pecho y. Pero. —Rueda las caderas y jadeo. Se levanta y me recorre el cuerpo con las manos. —Estoy tan cerca de correrme que es vergonzoso. Levanto el torso y le ayudo a quitarme la blusa. Con movimientos raros y espasmos. No hay otra palabra para lo que está haciendo con su lengua en mi boca. Se siente muy bien. a sus pequeños y oscuros pezones y. claro. me desabrocha los botones del vaquero y la mete dentro de la pretina. nada. me estoy corriendo. siempre ha sido así de fácil. Nada sabe mejor que tu puto coño. aliviada por notar su fuerte y duro cuerpo presionándome más contra el colchón. y entonces baja los labios y me devora. Necesito a este hombre. Las manos ásperas y callosas tiran de la suave seda de mi blusa antes de llegar al dobladillo y lentamente la empuja hacia arriba por el vientre. Su morena piel. estoy tan cerca. ¿por qué debería? Su enorme cuerpo está duro y lleno de músculos. . Se me abre la boca cuando veo el deseo bailando en sus ojos esmeraldas.

¡Axel! No pares. —Oh. quito las manos de su sedoso cabello. Izzy. traza cada centímetro de mi piel sensible con su lengua antes de coger entre sus labios mi clítoris y sorbiendo fuerte. ¡por favor. me está matando lentamente de placer. Dame uno más. justo aplicando la suficiente presión para tenerme despegando como un cohete. —Todavía no —dice contra mi piel. Quiero uno más. lo que me produce un escalofrío—. agarro el edredón en puños y empujo con los pies en sus hombros para acercar más mi coño a su boca. Cuando llega a las rodillas. —Oh jodido Dios. Lo mueve un par de veces superficialmente y coge velocidad y empieza a hacer círculos con él. Justo así. chupando cada centímetro de mi dolorido coño y cada gota de mi corrida antes de meterme la lengua profundamente. Dios. Suelta mi clítoris y miro hacia abajo para ver su rostro entre mis piernas. déjame amarte —jadeo. pone las manos en la parte de atrás y se las pone sobre los hombros. Se ríe y las vibraciones me encienden. Sus manos bajan hasta mis caderas y rápidamente me lleva hasta el borde de la cama. el sonido haciendo vibrar las paredes de su habitación. Grito. hacia su lengua. lo que hace que otra oleada de humedad le llegue a la lengua. no pares! —grito. No puedo decir mucho más. empieza a darme suaves besos por la cara interna del muslo izquierdo y se salta mi necesitado centro dándole solo un soplido. Rechino un agudo grito de placer. Mío. oh Dios. Chillo y grito su nombre.las manos por las piernas. Va dándome mordiscos alrededor de mis labios. Curva el dedo y empieza a presionar contra el punto G. el coño se me cierra fuerte y siento que otro orgasmo se acerca rápidamente. 135 Me guiña un ojo y vuelve a ello. pero la pura felicidad adulterada que siento se dispara por todo mi sistema e impide que esté atenta a su mano. —Princesa. —Agacha la cabeza y me mete la lengua bien profunda dentro de mi coño. Dios… nunca he sentido nada mejor que estar contigo —gimo con la cabeza de un lado a otro contra la cama. bebé. Siento que acerca la mano. me besa la izquierda y después la derecha. Levanto la mano y la aprieto contra su cabeza. —Cierto —susurro con la voz ronca y. Se siente tan jodidamente bien… oh. Su grueso dedo acaricia los bordes de mi agujero antes de meterlo en un movimiento. a desgana. estoy lista para otro orgasmo. Oh. Página —Por favor. Axel… bebé. antes de continuar con mi muslo derecho con los mismos besos suaves. trayéndole más cerca de mi cuerpo. Gime. tienes que soltarme la cabeza para que pueda acabar de comerme este dulce coño. Con una pequeña sonrisa. Inmediatamente. . Entonces te voy a follar tan duro que no vas a poder andar cuando acabe.

Chillo su nombre. —Pronto. Bajo las manos por su espalda y le agarro su fuerte culo con ambas manos para acercarlo a mi cuerpo. jodidamente pronto. haciéndose hueco para cogerse con la mano y alinearse con mi centro. con Axel. Nunca habría pensado que disfrutaría de probarme a mí misma en un hombre. Gime en mi boca y se mueve adelante y atrás. Pero. ¿estás bien? —Deja salir con la voz ronca mientras está quieto dentro de mí—. para abrazar su polla. se pone encima de mí. me duele un poco y no estaba preparada para eso. antes de que mi cuerpo caiga sin fuerzas contra el colchón. este lento proceso. —Se separa de mi vulva y me mira a los ojos. Hambrienta. Chupa cada pezón dolorido y los muerde un poco antes de seguir subiendo y encontrarse con mis labios. tengo que calmarme… te deseeo jodidamente tanto. la otra baja despacio por mi costado. deslizando la erección por mi humedad. Página Y con eso. Lo repite un par de veces mientras jadea en su boca. gime a la vez que yo. Baja la mano por mi cadera y me aprieta con el dedo el clítoris. te necesito dentro de mí —jadeo contra sus labios. —¡Mierda! Princesa. Grito del asombro por su repentina entrada y por lo apretada que estoy después de dos años de abstinencia que valen la pena. puedo saborearme en él y gimo en su boca por lo mucho que eso me enciende. Acaricia un par de veces mi clítoris con su pene. Tiene los labios hinchados por nuestros besos. Vuelvo a subir los brazos y le abrazo por la espalda y la cintura con las piernas. Aplasta la boca contra la mía y enreda su mano en mi espeso cabello. Juntos. No puedo esperar para estar bien enterrado en tu apretado coño. nena. metiendo y sacando la lengua en un ritmo rápido. estás tan apretada. —¡AXEL! —grito. Me coge bajo los brazos y me desliza por la cama para atrás. —Por favor. . lo baja y esparce mis jugos por los labios. le devuelvo el beso. de repente. Jodido Dios. Axel. nena —dice contra mi cuello. —Sino acabaré antes de siquiera empezar. nos movemos el uno contra el otro. se mete de una estocada y. me da pequeños besos hasta el ombligo. el rostro rojo y esos ojos suyos están oscuros por el deseo. 136 —Se siente tan bien… tan húmeda. Aleja un poco las caderas. Mi lengua baila con la suya. está dentro de mi necesitado cuerpo. besándome y absorbiendo la suave piel de donde se junta el cuello y el hombro. corriéndome en su lengua. tan caliente. Estoy volviendo a la tierra cuando su malvada boca me besa el interior de las piernas. nena. contra la sudorosa piel. Tengo los labios del coño bien abiertos. todo me excita. Me acaricia la piel caliente antes de llevarla entre nosotros. y sé que esto es tanto una tortura para él como para mí.

lo que causa que ambos gimamos. Nos movemos como si no hubiéramos estado separados ni un solo día. incluso más poderoso. —Nena. —¿Nena? —pregunta. Tiene todavía la polla dentro de mí y todavía estoy jadeando. Las garras de otro orgasmo. No puedo evitar las lágrimas que se escapan de mis ojos. embiste unas pocas veces más antes de meterse de lleno una última vez. este amor que hay entre nosotros nunca murió. Inmediatamente se levanta. Estoy bien. nena… puede que acabe antes de que pueda moverme si tus putas paredes calientes me abrazan la polla más fuerte —gime y baja su boca a la mía. Solo es que ha pasado bastante tiempo. Le clavo las uñas en la espalda y me muevo con él. me voy a correr y te quiero conmigo. Página Se me siguen saliendo las lágrimas y. se me para la respiración. —Estoy bien —jadeo cuando sale despacio unos centímetros—. Siento como si el corazón me fuera a explotar. . Siento el gruñido contra el cuello de que ha terminado. nena. frotándose contra el clítoris con la presión justa para mandarme volando a un orgasmo tan fuerte que se me curvan los dedos de los pies. con lo vulnerable que me siento ahora. empieza a escalar por mi espina y siento que su ritmo se altera cuando me aprieto a su alrededor. sujetando su peso con los brazos y con su todavía erecta polla apretando dentro. Niego con la cabeza y se me escapa otro sollozo. muy bien… ¡no pares por favor! Es toda la confirmación que necesita antes de coger velocidad. necesito que me lo digas con palabras… necesito saber que estás bien. no puedo evitar el sollozo que me sale. dándome un beso tierno. —AXEL. Mantiene los ojos al nivel de los míos. 137 No sabría decir cuando hemos estado así. pero las palabras no me salen. lo que hace que me cierre a su alrededor. Gimo cuando entra de repente en mí. oh…Dios… ¡AX! —grito. como si nuestros cuerpos estuvieran hechos el uno para el otro. Nuestros gemidos vibran entre nuestros labios y las calientes respiraciones se juntan. Siento sus labios contra mi cuello y le acaricio en círculos en su sudorosa espalda. Esta conexión. —Mierda. Levanto las caderas cuando baja las suyas. El orgasmo más delicioso que nunca he tenido. los ojos se me ponen en blanco y siento la piel como si me pincharan con agujas. —Vamos. ¿te he hecho daño? —Parece atormentado. —Bien… —susurro y las palabras se desvanecen cuando siento que gira dentro de mí. con su cuerpo moldeado contra el mío.Asiento para decir que estoy bien. —¿Izzy? Princesa. con fuego es su mirada. gimo cuando las oleadas de placer viajan por mi útero.

y déjame limpiarte. he soñado un montón de veces con esto. Sale del baño sin ninguna preocupación por su desnudez y anda hasta el borde de la cama. créeme. . ¿¡Cómo puede pensar que yo hubiera pensado cualquier otra cosa?! Desapareció de mi vida. pensé que estaría aquí de nuevo y. Tienes que entenderlo. —¿Qué? —pregunta. tira la toalla hacia el baño y se tumba en el colchón. poniéndome más cerca de su fuerte cuerpo—. —Habla conmigo. Izzy. Enredo los dedos con el cabello que se le ondula en la nuca y le bajo hacia mi boca. Ax. no tienes ni idea. —Dios princesa. nena. anda por la gran habitación y va al baño. todo esto no me debería asustar. No sé cómo han sido para ti todos estos años. Nunca. no te muevas. —Ahora soy yo la que esta confundida. ¿Qué ha sido eso? —No suena enfadado. Axel. El amor adolescente que compartimos hace una década ha crecido con tanto poder que me mataría perderlo otra vez. —Cojo otra profunda respiración antes de seguir y le miro a esos ojos confundidos—. Ax. Demasiadas emociones me han sobrecargado el sistema a la vez. acercándome a sus brazos otra vez. Este hombre que pensaba que había perdido para siempre. Ruedo y me quedo mirando al techo. Nunca —susurra contra mi cabello y me aprieta un poco más. nena. Todavía lo amo. ni en mis sueños más salvajes. ¡se desvaneció! ¿Cómo se lo tomaría cualquiera? Página —Ha sido simplemente demasiado. pero no fueron nada… absolutamente nada comparado con el dolor que sentía pensando que estuviste muerto todo este tiempo. esperando poder expresar todas las emociones que me invaden ahora mismo. Izzy. —Gira y se levanta de la cama. Después de unos segundos. Ni puta idea —dice y rueda hacia un lado. —Dejo caer las piernas a los lados y veo. Él parece estar completamente desconcertado. La tela caliente hace que me sobresalte a veces cuando me toca la piel sensible. sorprendida y maravillada. He vivido en el infierno durante seis largos años. 138 —No sé qué es lo que no entiendes de todo eso. sino que estabas muerto. Suspiro profundamente y contesto. Si soy totalmente sincera conmigo misma. —Abre las piernas. Dejo que me sujete mientras dejo salir todas las emociones que me ha traído hacer el amor juntos. jadeando por las emociones que me sobrepasan. Oigo el agua del váter que salpica y el agua corriendo. abrazándome bien fuerte. Pero. mientras limpia nuestros jugos que salen de mi coño. —Tengo que limpiarte. Ax. Nunca te dejé ir. pero pensé que te habías ido. nunca dejé de quererlo. —Yo… te he echado… de menos… mucho —chillo. Mis llorosos ojos se encuentran con los sorprendidos de él—.Niego otra vez y levanto la mano para ponérsela en la nuca. tan suave que no lo habría escuchado si no hubiera estado mirándole a su preciosa rostro. —Aguanto un sollozo y me toma un momento recomponerme. solo confuso. No solo que te habías ido.

Necesito tomarme un segundo para procesar lo que está pasando. Nos levantamos y me lanza una camiseta de su armario antes de ponerse unos pantalones de chándal en esas caderas tan estrechas. —Por supuesto. lo entiendo. Incluso demasiado fuerte. —Sé que lo sentiste. Pero escúchame y entiéndelo. Nunca. abrazándome bien fuerte. Anda hasta donde estoy de pie y me lleva a sus brazos. lo sé. vamos a superarlo. podría perfectamente apretar el gatillo yo misma. —Sí. explícame eso. Sacude la cabeza como si se estuviera aclarando algo y asiente. Si me alejara de él ahora. nena. sí nena. Izzy. sí que puedo. —¿Podemos vestirnos. otro en el cuello y otro en la oreja antes de susurrarme—: Oh. Por favor. hablaremos sobre ello. No hay forma de que algo tan jodidamente poderoso se te escapara. porque moriría igualmente. por favor? ¿Puede que comer algo antes de tener esta conversación? —le pregunto casi sin voz. . los labios apretados y los ojos… los ojos parecen dolidos. nena? —Siempre he sido tuya. estoy más allá de la confusión. Eres mía.—Nena —suelta—. pero nada de lo que digas cambiará el hecho de que tú y yo. lo sabes. ¿verdad? Página 139 Y con una brillante sonrisa que le llega a sus preciosos ojos. No voy a dejar que te alejes. ¿lo entiendes. ¿qué quieres decir con que creías que estaba muerto? Giro la cabeza hacia un lado y le estudio. Tiene el ceño fruncido. Princesa? ¿Lo soy? ¿Puedo darle mi corazón otra vez a este hombre que tiene todo el poder para destruirme? Sí. ¿Ax? —¿Qué pasa. princesa. Pero. me abraza más fuerte y me da un suave beso en el hombro.

Es absolutamente maravilloso. bajo el tenedor a la mesa y me miro a las manos en mi regazo.H e estado de pie en el borde de la terraza. nena? —pregunta. El músculo en V que desaparece bajo el pantalón me hace agua la boca. Quiero decir. 140 Seguimos en un cómodo silencio mientras termina de cocinar y acabo de reflexionar. Miro sobre el hombro y me lo como con los ojos. Hay un bonita parcela de hierba en el patio antes del camino de grava que lleva al muelle. o por lo menos. pimientos y cebolla en los platos. —Para. Todavía está desnudo de cintura para arriba y el sudor le baja hacia las caderas. . —¿Estás preparada para comer. estaría claro ahora. patatas cocidas. mientras miro al agua cristalina de la costa a la que da su casa. No hay más casas. Ups. pone los jugosos filetes. tu vacía habitación. Me río y vuelvo a apreciar la vista mientras refunfuña cosas sobre que necesito quedarme con mi sexy boca jodidamente cerrada. —¡Mierda! —Levanta los brazos y se vuelve para andar hacia la barbacoa. pero tiene una enorme barbacoa. viniendo por detrás y me pasa un vaso de vino. Puede que me haya entrometido demasiado. Ax. Tiene una terraza muy grande sin muebles ni sillas. por supuesto. —Le tiento. Solo árboles y un montón de agua. Se le tensan los abdominales y gruñe en voz baja. Para ahora mismo o te tomaré aquí mismo. Le sigo de camino adentro de la casa. los pone en la barra y nos sentamos en los únicos muebles que tiene en la cocina. —Lo siento. Si no hubiese entendido antes lo que le motivó a comprar esta enorme pérdida de espacio antes. levanto la mirada hacia sus ojos. lo único que he visto son estos taburetes. Izzy. Y después está el lago. —¿Por qué estás haciendo eso? —pregunta. Me sonrojo. pero me preguntaste si estaba preparada para comer. Aparte de tu habitación. Taburetes. Gimo por el suculento sabor que me explota en la boca antes de ser capaz de continuar—. —Le señalo con el tenedor después de comer un trozo del delicioso filete. lo entiendo. Cuando me doy cuenta del silencio que le sigue a mis observaciones. viendo cómo Axel le da vuelta a los filetes en la barbacoa y disfrutando de la vista durante los últimos diez minutos. tu enorme televisión y un sofá reclinable. en el puto porche. no veo ninguna. No puedes comprar una casa tan grande como esta y no tener algo que ocupe el espacio. esta no es mi casa y no es de mi incumbencia. tienes que darle un poco de vida a esta casa. Página —Axel.

Ni una puta cosa que nos vaya a separar otra vez. —Saca la mano y me pone en su regazo. ¿no lo sé? —No me contentes con esa pregunta de mierda tampoco. No parece estar enfadado. no me herirías físicamente. joder. —Actuar como si estuvieras avergonzada por preguntarme algo. ya tienes que saber que nunca. NO te voy a hacer daño. Me coge una mano entre las suyas y continúa—: No hubo un día en el que no pensara que eras feliz. Finalmente te encontré después de que te casaras — dice. Han pasado muchas cosas. Tiene un brazo en mi espalda y el otro en mi vientre. He vivido de una cierta forma tanto tiempo que. Bueno. pensaba que estabas mejor sin mí. —¿Izzy? ¿Qué quieres decir con eso? ¿No habíamos decidido que esto iba a pasar? Entiendo que puedas estar asustada. —¿Sabías dónde estaba? —pregunto y no puedo evitar que salga con todo el enfado que siento. sabiendo que podría haber hecho algo para salvarte de ese bastardo. Izzy. Seguí cada camino que había. Estoy más que confusa ahora mismo. pero escucha. pero lo que quiero entender es por qué pareces estar tan asustada de mí algunas veces. escúchame de verdad. te busqué. y el dolor en sus ojos hace que se me pare el corazón.—¿Haciendo qué? —Intento evadirlo. Dios. Demasiado tiempo en el que tendrías que haber estado justo aquí. ¿De qué está hablando. —Puedo llegar a entender eso. de verdad que puedo. nena… —Se aleja un poco y me coge el rostro en una mano. pero nunca me dieron nada con lo que seguir. Me coge la mejilla en su fuerte mano. Ni una jodida Página —¿Qué? —digo en un susurro. —Yo-Yo. Rebusqué en cada oportunidad que tuve durante cuatro años. nivelando sus ojos con los míos—. incluso si estás siendo una pequeña perra entrometida —lo dice como de broma. simplemente es como que vuelvo a mi vieja yo. solo confuso. me refiero a la vieja yo de después de ti. pensaba que era feliz? Y. nunca te haría daño. pero ya sabes. —No es algo que hago conscientemente. —Nena. en mis brazos. me acerca la boca a la suya y me da un suave beso. Me ha matado cada día desde que apareciste nuevamente en mi vida. Te olvidas de que te conozco. a veces. acariciándome el arco de la nariz y la línea de mis labios. Levanta el dedo y me acaricia el ceño que tengo fruncido. Princesa. como un rayo de luz. Puede que hayan pasado años desde que te tuve. Lo sé —respondo mirándome de nuevo a las manos. Me está buscando con la mirada. . me golpea. pero te conozco. 141 —No durante unos cuantos años. Ya hemos perdido mucho tiempo. Suspiro y le miro a los ojos. —No.

Nadie sabía dónde vivían tus abuelos. Simplemente no tenía los recursos ni el tiempo para conseguirlo. Lo único que veo es confusión y puede que. sabía que le estaba esperando. tú eras la única cosa que me habría ayudado a aliviar el dolor. sino me lo habrías dicho. Todo este puto tiempo. en que no estuviera orgullosa Página Me suelto de su agarre y me doy la vuelta para mirarle a los ojos. cada puta cosa que podrías necesitar para encontrarme. muchas jodidas cartas. un poco de amor. Siempre volvía al punto de partida y empecé a sentir como si no quisieras ser encontrada. Hace que mi enfado hierva. lo intenté. No puedo soportar el enfado que me está quemando por dentro. ni puta idea de lo que esa perra nos quitó. nena. No puedo arreglarlo si no me dices qué es lo que te ha sacado de tus casillas. Ella sabía que quería que me encontrara. incluso por todo el dolor que pasé. Tengo que mirarle a los ojos. empecé a escribírtelas a la casa de June. Me apresuro a explicarme—: Esa puta. tienes que saber que nunca te lo echaría en cara. si hubiera alguna forma de que te llegaran. —¿Tienes alguna idea de lo mucho que te necesitaba? Cuando mis padres murieron. Axel. No hay día que pase. ¡Esa perra infeliz! —¡June! —grito. un rastro de migas de pan. June. 142 —Princesa. Sé sobre tu madre y tu padre y. Tengo que parar de andar en círculos cuando siento las pulseras innegablemente de Axel de sus manos alrededor de mi brazo. Me vuelvo para mirarle y veo la expresión confusa nublando su hermoso rostro. Ax! Todo este tiempo. todos los hechos que no había ni siquiera considerado durante estos años. sería cuando volvieras a casa. con suerte. sus números de teléfono. —Tuve el tiempo justo cuando volví para enterarme de ellos y de que te habías ido. Imaginé que. pero saber por todo lo que pasó para encontrarme me deja vacía y me rompe la poca cordura que me queda. Princesa. por favor. por favor entiende eso. saltando de su regazo y ando por el espacio vacío de la cocina. Intento procesar toda esta nueva información. Estaba tan orgullosa de ti. Dios. La dirección de mis abuelos en Carolina del Norte.cosa. sé que fue difícil y lo siento por no estar ahí para ayudarte a superarlo. lo que me dijo. Lo mejor que tenía era que estabas en un pequeño pueblo en las Carolinas y nadie sabía en cual. Llena la habitación por lo densa que es y eclipsa completamente la tristeza que la precedió. una bati-señal… habría seguido cualquiera. Su intento de humor no es muy acertado. Demonios. para —dice en voz baja. ¿Quería encontrarme? ¿Cómo puede ser? Le dejé a June mi dirección. Lo intenté. y escribí cartas. Axel. No fue no intentarlo. poder decir dónde está su mente en este momento. pero no estabas ahí. No podría parar las lágrimas incluso si quisiera. Estaba bien con eso. poniéndome de nuevo contra su pecho con sus brazos sobre el mío—. Cuando las que mandaba a la base empezaron a devolvérmelas. No tienes ni idea. —Mi furia es palpable. Este enorme hombre fuerte me está dejando entrar y está dejando que vea el dolor que sintió todos estos años atrás. pero ¿por qué? ¿Por qué no me dijiste a donde te ibas? Tenías que saber que habría vuelto por ti. —Me apresuro a explicarme cuando veo la expresión que le cruza por el rostro—. llamas. . Le di todo. ¡Oh Dios mío.

Dios… —Se aleja un poco y se agacha. ahora oscuro con el brillo de la luna reflejándose en el agua. no sin saberlo todo. pero el shock de escucharle decir eso por mí me sobrepasa. Que elegiste dejarme. No puede amarme. por eso nunca los conociste. pero ellos también los perdieron y se encontraron con una adolescente deprimida con la que lidiar. me parte el corazón por la mitad. —Lloro. Una sola semana para hacer las maletas con todo e irme. el pecho está subiendo y bajando rápidamente y el corazón le late rápido bajo mi oreja. —Habría dejado todo para salvarte de cada onza de dolor. No te habías ido durante tanto como para hacerme saber cómo contactar contigo. Pops no quería dejar las cosas en casa mucho tiempo y Gram no quería alejarse. nena. pero con la promesa de lo que vamos a tener. Ojalá hubiera estado ahí. Tuve una semana. ¿Amor? Sé cómo me siento por él. Yo-yo f-f-fui tan est-estúpida. Siento que me da un beso en el cabello. Me doy la vuelta para mirarle y veo que está detrás de mí con los brazos abiertos y esperando. nena. solo ha habido una mujer a la que me he aferrado y a la que me aferraré. Este beso no es como nada que hayamos compartido nunca antes. pero lo intentaban. Tengo que ser fuerte para él. eran buenas personas. Me alejo de él y voy hacia la ventana que da al lago. Me estás matando. porque después de esto no sé cómo se va a sentir. Este beso está lleno de tristeza por todo lo que hemos perdido. —Un sollozo se me escapa e interrumpe lo que estoy diciendo—. que me pregunto si me romperá — susurra cuando rompe el beso y me acerca con cariño a su pecho. Gram y Pop. Hasta el día de hoy.de ti. nena. cogiéndome los labios con los suyos. Tengo que ser fuerte. Le rodeo la espalda con los brazos y le aprieto contra mí tanto como puedo. . Ella odiaba viajar. que fluya. Por años. Izzy —dice de forma que no puedo no hacerlo. en el que mi corazón no te perteneciera. perdida. —Levanta la mano y me limpia la lágrima que me corre por la mejilla—. pero rápidamente las paro. 143 —Ni un día pasó. tienes que saber que nunca dejaré que el dolor toque tu jodido corazón. Izzy. pero el amor que te tengo es tan jodidamente grande a veces. Me mata saber lo fácil que fue para el mundo separarnos. la roca que he necesitado durante tanto tiempo. Voy corriendo hacia sus brazos y dejo salir toda la tristeza. Unas pequeñas oleadas de pánico aparecen. Joder. sola… Me sentía completamente apartada y sin posibilidad de retorno. Estaba dolida. Levanto la mirada a sus ojos suplicantes. No todavía. —Nena… Jesús. Le dejo ser mi roca. Mírame. Pasé por tanto la semana en que murieron. Sus labios me hacen el amor. No sabía a quién más dárselo. A veces me pregunto si siquiera sabían qué hacer conmigo. Si está ahora a mi alcance. Lo único que tenía era la base en la que ibas a estar. —Me aseguré de ir a casa de June para darle todo lo que necesitarías. Página Me paralizo por sus palabras. Ojalá lo hubiera sabido. he pasado años pensando que me dejaste.

No puedo leer la emoción que hay en sus ojos. con los brazos cruzados sobre el pecho. estrello mi frente contra su pecho y sollozo. Mira hacia abajo. causando que me estremezca. Ax. Está apoyado en ella. lo siento caer al suelo. no sé qué más podría haber. ahora no tengo idea de qué hablas —dice con frustración. Le miro y sigue dónde le dejé. junto a mí. Me coge los brazos en sus manos de nuevo y me fuerza a quedarme quieta. recordando la noche de mi decimoctavo cumpleaños. Más que verlo. intentando desesperadamente poder transmitir mi dolor. no fue hasta que sentí las cálidas gotas de sus Página —El bebé —lloro en su pecho—. Tienes que dejarme terminar —digo desesperadamente y vuelvo a caminar en círculos lejos de su alcance. Oh. se sintió como horas pero solo pudieron haber sido minutos. —Izzy. ¡El bebé que no fui capaz de proteger ni siquiera de mi propio cuerpo! —grito histéricamente en su pecho. Sollozo por todo lo que hemos perdido injustamente. me envuelve fuertemente entre sus brazos y comienza a mecerme. al lado de la ventana. El bebé que amé con cada fibra en mi cuerpo y cada onza de amor que tenía por ti. Con él sosteniéndome contra su cuerpo. sus brazos y piernas envueltas firmemente a mi alrededor. Sé que está confundido. si solo supiera que el amor me quema por él. Ya sé sobre él —suelta y paro de andar para mirarle.Presiono las manos contra su pecho y lo empujo un poco. 144 Miro su apuesto rostro. imaginando por enésima vez cómo habría sido nuestro hijo. . en serio como la mierda. —Princesa. —No. Debería de haber sabido que su estúpida casa vacía haría que las palabras llegaran a él. confundido de que le esté alejando de mí en vez de acercándome a él. pero parece como que también está un poco molesto conmigo. —¿Qué? —pregunta apartándose de la ventana y viene hacia mí. Mi mejilla está apoyada en su hombro y mi nariz enterrada en la cálida curva de su cuello. —Lo quería tanto —vuelvo a susurrar. hacia mí. —No he terminado. Mi cuerpo falla debido a la cantidad de agonía y dolor que invade mi mente y me desmorono al suelo antes de que puede atraparme. Las emociones que he trabajado tanto por hacer retroceder y encerrar están inundando mi sistema haciendo que se me escapen grandes y poderosos lamentos. —Dios… esto es tan difícil —susurro para mí misma. O puede que sea el shock de que no le haya devuelto los sentimientos. Me trago el sollozo nervioso que me empieza en la garganta. Se me está rompiendo el corazón otra vez. pero es imposible que me aguante las lágrimas que me bajan despacio por las mejillas. bebé… ¡no! —Lo escucho gritar por mi crisis nerviosa. —Lo quería tanto. Incapaz de asimilar la visión de perfección angelical que cruza mi mente. jodidamente tanto —dejo salir. No sé cuánto tiempo permanecemos sentados así.

aparte de la que sentí cuando estaba en el hospital. Los doctores dijeron que no había nada que yo pudiera haber hecho. Habríamos tenido un hijo. Habría sido muy valiente y Página —Apuesto a que ella habría sido igual a ti.lágrimas golpeando mi rostro que levanté la vista para mirarlo a los ojos. las piezas finalmente encajando. él habría sido la viva imagen de su guapísimo padre. 145 Es difícil para mí ponerme en sus zapatos. manteniendo mis ojos fijos en los suyos mientras se lo cuento—. Respiro profundamente y termino con lo que necesita ser dicho. El rostro más fuerte que hayas visto en un niño. El Club —contesté. pero no ha tenido tiempo ni para procesar el hecho de que hubo un bebé. —No. ¿Qué pasó? —me pregunta. presionando mi cabeza contra su fuerte pecho—. Era mi cumpleaños —digo casi como un pensamiento de último minuto. No dudo que esté sintiendo el peso de la situación. quiere saber qué le pasó a nuestro bebé. no tenía idea. No hace nada para ocultar su evidente desesperación. Lo sabe. con ese hermoso rostro redondo. una risa que haría sonreír incluso al más rudo de los bastardos. Permanecemos allí. Sus brazos están alrededor de mi cuello y sus piernas estiradas a cada lado de mi cuerpo hecho ovillo. El uno al otro. Nos sentamos allí y en silencio ofrecemos la única cosa que podemos. Nunca. Se calla con eso. Solo se le escapan unas cuantas antes de que parezca recomponerse de alguna manera. Incluso con nuestros jóvenes corazones. joder… Princesa. —Acababa de marcar el final de mi primer trimestre cuando sufrí un aborto espontáneo. —Tomo su rostro entre mis manos y seco sus lágrimas con mis pulgares—. La ligereza de su tono no hace nada por cubrir la tristeza. la más suave piel y los ojos más pálidos nunca vistos. en todos los años que he conocido a éste hombre lo he visto derramar una lágrima. Realmente no era una pregunta. Un cabello que se encendería cuando corriera por el patio. un cabello tan oscuro que le haría la competencia a la medianoche y ojos tan verdes que habrías jurado que robamos una joyería. era la voluntad de Dios. Puedo escuchar las ruedas girando en su cabeza. mis piernas encogidas fuerte contra mi pecho y mis brazos tirados con fuerza alrededor de su cuerpo. —Sí. Tres meses bien y perdí a nuestro bebé —susurro. De todos los días que él pudo haber regresado a mi vida. —Sacudo mi cabeza y miro hacia abajo. Está tratando de tranquilizarme cuando debería ser yo quien lo tranquilice. —¿El Club? Era de eso de lo que hablaba Greg ¿no? —Una declaración. ese fue el peor. Su cuerpo sube y baja con el esfuerzo que hace por controlarse. ambos sabemos que cualquier niño que hubiésemos procreado habría sido nuestro mayor logro. fruto del amor. Sé a lo que se refiere. ni una puta idea. Una alegría que habríamos acogido aunque nosotros mismos fuéramos bebés. sosteniéndome en sus brazos. ojos que deben reflejar los míos ahora mismo. . una imagen de la misma jodida perfección —dice contra mi oreja. —Bebé.

Cada centímetro de nuestra piel está en contacto. —No quiero estar en ningún otro lugar más que aquí. o nos quite nada —sus palabras cuelgan entre nosotros como una promesa y amenaza. —Vamos. protegiéndome del mundo. Simplemente perfecto. Y yo lo habría amado tanto como amo a su padre —susurro. Página —No. Abro mis piernas y acojo a su peso. vayámonos a la cama. terminando en una ligera pausa que me delata. Me ignora por un momento y casi me había convencido de que no escuchó mi pregunta hasta que rompe el silencio. —Nunca más. princesa. pero no hay persuasión sobre el hecho de que los dos hemos perdido y perdimos mucho. Siempre habíamos hablado de lo mucho que queríamos tener hijos. desde los hombros hasta los dedos del pie. —Levanto mi cabeza de su pecho y le doy el más suave de los besos. ¿sí? —Me ayuda a levantarme del suelo y entonces. —Puedo caminar. no todos los días un hombre se entera de que fue padre. saco la camiseta de mi cuerpo.fuerte. puedo decirlo por la mandíbula apretada y la centrada determinación en sus líneas duras. Solo permanece en silencio y déjame llevarte. Podemos tratar de aligerar nuestra tristeza. ¿sabes? —bromeo. Levanto la cabeza de su hombro y miro a su fuerte perfil. Este hombre. me levanta en sus brazos y comienza a caminar por la casa. recostándome en su cuello e inhalando su embriagadora esencia. Me incorporo. está sufriendo. Nunca más permitiré que nadie te aparte de mí. y la tiro al suelo segundos antes de que él presione su peso sobre mi cuerpo. este increíble hombre que nunca pensé volver a tener. Izzy West. Y con razón. Un dolor agudo se dispara a través de mi corazón cuando pienso en lo mucho que habría amado a nuestro hijo. empujándome contra el colchón. 146 —¿Estás bien? —susurro cuando llegamos al rellano del segundo piso. Una imagen que hace cinco minutos ni siquiera sabía que existía. Puedo concederle eso. Sus brazos se aprietan a mi alrededor antes de que responda—: Lo sé. No pasa mucho tiempo antes de que estamos utilizando nuestro deseo mutuo para borrar el dolor que todavía llevamos pesado en nuestros corazones. Pero lo estaré. pero ahora mismo necesito esto. para mi sorpresa. sus caderas se deslizan contra mi excitación. Levanto la mirada y me encuentro con sus ojos tristes antes de que rompa el contacto visual y baje sus pantalones por sus delgadas caderas. Lo estaremos. Incluso si el niño nunca pasó de ser una muy amada imagen difusa de ultrasonido. —Se detiene al llegar a su habitación y gentilmente me pone en la cama. . Sé en éste momento que este hombre lucharía hasta la muerte para mantenerme a su lado.

Su cuerpo se siente maravilloso contra el mío. Se tensa durante el más breve segundo antes de rodar nuestros cuerpos de manera que él soporte mi peso. cubiertos de sudor y conectados en cada forma posible. No fue sino hasta que nuestras lágrimas comenzaron a mezclarse en mis mejillas. No aparta sus manos de mi rostro o su peso de mi cuerpo. Nunca me dejes. bebé. rodeando con ellas fuertemente sus caderas. Dejaré. recordándome que todavía estamos íntimamente conectados. Sus manos.Presiona su frente contra la mía. Levanta sus brazos y me presiona aún más cerca de su cuerpo. Giro la cabeza ligeramente para que mis labios besen su oreja. Su pelvis está presionando mi clítoris. Es sobre la pureza de hacer el amor. princesa —susurra suavemente contra mis labios. Lloro una vez más cuando otro orgasmo me golpea muy cercano al primero. durante mucho tiempo. con mis piernas a horcajadas en sus caderas y mis brazos aún envueltos alrededor de sus hombros. me calientan las mejillas. Nos quedamos allí. que me sujetan la cabeza reverentemente. Hecho a mi medida. Se trata de dos almas que han estado a la deriva por demasiado tiempo y finalmente vuelven a casa con la otra. Este no es el sexo rápido y fuerte que tuvimos antes. Preferiría morir antes que estar sin ti de nuevo. Mis uñas se clavaban en sus hombros. Puedo sentir nuestros orgasmos mezclados escurriéndose entre nosotros. Levanto mis piernas. puntualizando cada palabra con una estocada fuerte contra mi húmeda vagina. Separa su frente de la mía para así poder presionar en mis labios los besos más amorosos y tiernos. Es sobre sanar. anclándome contra sus poderosos movimientos. Envuelvo mis brazos alrededor de sus hombros y me sostengo con fuerza. —Te necesito. Página Mi respiración vuelve poco a poco a la normalidad y me siento como si fuese capaz de hablar. . —Nunca. Te. Fuiste hecho para mí. Nunca más. Ir —jadea con voz ronca. Levanta sus caderas y lo ayudo a guiar su gruesa erección en mi aguardante cuerpo. Se balancea contra mí. le susurro tan suavemente como me es posible las palabras que he anhelado decirle—: Te amo. —Me tienes —respondo. No hay nada apresurado en éste momento. Te he amado siempre y nunca dejaré de hacerlo. —Oh. 147 Entierra su cabeza en mi cuello y con un grito ahogado se vacía dentro de mí. sin romper su ritmo lento y constante durante lo que parecieron horas. que soltó una de sus manos de mi rostro y la llevó detrás de mi rodilla para enganchar mi pierna más arriba en su costado. reflejando la mía. Axel Reid. Su respiración contra mis labios sale en fuertes jadeos. Dios… —chillo mientras las luces estallan detrás de mis ojos y encojo los dedos de los pies. provocando una fricción perfecta. su respiración refrescando mis labios y bailando con mis fuertes jadeos.

—Su voz contra mi mejilla es suave. rozo su polla todavía dura. todavía no llegamos ahí. Mi cabeza descansa contra su pecho y puedo sentir su corazón latiendo lentamente debajo de mi oreja. —Cuidado ahí princesa. Podríamos haber acordado en ver a dónde va esto. Entonces supongo que no necesito todas esas cajas de condones. Por mucho que me encantaría que llevaras a mi bebé dentro de ti. No puedo evitar preguntarme qué demonios ha pasado aquí. quedando sobre mí. ¿eh? —Se ríe. Siento como si mi corazón hubiese sido arrancado de mi cuerpo sabiendo todo lo que te ha pasado. ¿matrimonio? Me estoy volviendo loca en silencio cuando regresa a la cama y me limpia con ternura. memorizando cada rasgo antes de frotar mi mejilla contra la suya—.. Llegaremos. —Bien. es posible que desees que eso funcione más tarde. ¿Fue esa alguna rara propuesta de matrimonio? No. dejándome impactada. Estamos bien. Ésta es nuestra segunda oportunidad. —Uh. —Princesa. seguramente no. ésta es la segunda vez que no he usado protección. y nadie lo joderá ésta vez. —Me inclino y miro su rostro. Estoy tomando la píldora —susurro. Ni siquiera puedo empezar a procesar todo lo que hemos perdido. Pero no hasta que mi anillo esté alrededor de tu dedo —añade casi como una idea de último momento. Te prometo que estoy sano. —Me aclaro la garganta un par de veces y miro hacia sus sonrientes ojos—. pero puedo conseguirte papeles si no me crees. sus labios se sienten cálidos cuando presiona un suave beso en mi oreja antes de que me gire. Gimo débilmente por perderlo.. Lanza la toalla en dirección al baño antes de atraerme hacia sus brazos y sostenerme con firmeza. Izzy. Página 148 Me río antes de permitir que su cálido cuerpo y respiración constante me arrastre a la siesta más tranquila. profunda y libre de sueños que he tenido en doce años. . pero. Envuelvo mi brazo alrededor de él. ¿Va a ser eso un problema? —dice esto a la ligera. pero puedo decir por la forma en que mira mi estómago que no está hablando de algo que pueda contagiarme—. engancho mi pierna sobre su cadera y en el proceso. y se deslice lentamente fuera de mi cuerpo. mientras camina al baño y cierra la puerta detrás de él.—No podrías deshacerte de mí ni aunque lo intentaras.

estoy preocupada de que mis ojos puedan estar jugándome trucos. Mis piernas se abren y la piel fría de su espalda choca contra mi frente. estás asustándome. pasando su silencio como si no fuera nada. El lago está en calma en las tempranas horas de la mañana y el mundo parece estar dormido. 149 Nada. ¿cuánto tiempo has estado aquí afuera? Nada. me pongo unos pantalones de yoga de mi bolsa y continúo mi búsqueda de Axel. Mantengo mis ojos en su espalda desnuda. extiendo el brazo esperando encontrar el cuerpo cálido de Axel junto al mío. pero lo es. El camino hacia su muelle está cubierto ligeramente por una línea de árboles y. Pequeños pinchazos se sienten en mis pies cuando piso el frío sendero empedrado de camino a los muelles. —¿Ax? —pregunto suavemente. sus piernas están dobladas y sus brazos están descansando contra sus rodillas. —¿Bebé? —intento de nuevo. Mi gran hombre fuerte se está rompiendo. me doy cuenta de que lo acabo de encontrar. Ni en la cocina. Estirándome. Estoy a punto de rendirme con mi búsqueda cuando veo un ligero movimiento al final del muelle. bebé. —Jesús. Estoy de pie en el porche trasero con la mirada perdida a lo largo del lago. Me bajo. al sol que apenas está por encima de las puntas de los árboles. Está sentado justo al final del muelle. —Ax. . pero. no cambió su postura.M e desperté sintiendo el más delicioso dolor entre mis piernas y un dolor en músculos que no había usado en años. Axel. pero solo me encuentro con sábanas frías. recojo la camisa de anoche. No hay respuesta. por favor. Cuando veo movimiento de nuevo. Su cuerpo está sacudiéndose ligeramente. ¿Qué sucede? Está callado por un rato. Supe Página Inspirando profundamente me siento y acerco mi cuerpo hacia el suyo. No fue hasta que me acerqué un poco más que me di cuenta de que su cabeza está apoyada en sus brazos y su espalda está agitada con profundas respiraciones. en las tempranas horas de la mañana. Abro mis ojos y miro por la habitación. pero su camioneta todavía está enfrente. si lo hizo. Vacía. Tuvo que haber sentido mis pisadas contra la madera del muelle. El baño está vacío al igual que toda habitación en la que busco después. Debe de estar congelado. ni en el garaje.

alzo la mejilla de su espalda y miro hacia el cielo sin nubes antes de darme cuenta de que estaba viniendo de él. Izzy. Te escribí una carta que explicaba todo. 150 »Abrió la puerta y cuando vio que era yo. había suficiente para hundirlos. Llevo mis brazos a su alrededor y enlazo mis dedos contra su pecho. No puedes aguantar esto. —Lo primero que hice cuando dejé a June y a Donnie fue reportarlos a servicios infantiles. Debe de haberle encantado saber que tenía la llave para encontrarte.que estaba manteniendo su dolor dentro anoche. —Luego me quedo callada y lo agarro fuertemente. Mierda de alto secreto y desaparecí. la comida que nos negaron y el comportamiento escalofriante de Donnie con las niñas pequeñas. No estuve mucho tiempo en la base. Izzy… pero estaba desesperado por encontrarte. tienes que decirme más que eso. te ahorraré los detalles de eso. Ni una sola. Ambos somos víctimas en el cruel juego del destino de estar alejados. Lleva sus brazos hacia arriba de su relajada posición en sus costados y los cierra sobre los míos antes de alejar mis brazos de su pecho y juntar nuestras manos en su regazo. su voz está tensa con emoción. Dejando que sus piernas cuelguen del borde del camino de madera. pero la sincronización con lo de tus padres le Página Cuando siento humedad caer en el brazo apoyado en su regazo. —Bebé. —Nunca me llegaron tus cartas. Perdieron a cada niño por el cual el estado les estaba pagando. Logró decirme acerca de tus padres. Entre las condiciones en las que nos forzaron a vivir. —Es mi culpa —dice finalmente. la llave que me apartaba de ti. gira su cabeza y mira hacia el sol alzándose lentamente por encima de la línea de árboles. tratando de ser fuerte para mí. No entiendo cómo puede siquiera comenzar a culparse a sí mismo. la perra escupió en mi jodida cara. Tratando de evitar que su tormento se mostrara. pero no obtuve nada más. Ax. . sabes jodidamente que habría venido corriendo. — Deja salir una risa sin humor antes de continuar—. —Todo. Su cuerpo se queda quieto cuando pongo mis labios contra su espalda y susurro la única cosa en la que puedo pensar: —Está bien. pero no hace movimiento para girarse. —¿Qué? ¿Qué es? —cuestiono. sabiendo lo profunda que estaba enraizada su agonía. su corazón late rápidamente contra mi brazo. Mi corazón se está rompiendo un poco más. esperando que se abra conmigo. No puedo darte muchos detalles. bebé. Ni siquiera me hubiera molestado. pero me ascendieron rápido y tuve que irme. Endereza su cuerpo. Por años lo hice y no ayuda. No es una jodida maravilla que me haya azotado la puerta en mi rostro cuando fui en mi búsqueda de ti. Ni siquiera dije palabra alguna. Sabes. No hay manera de que algo de esto sea tu culpa —suplico. Nos quedamos callados de nuevo mientras cavilo su respuesta.

era vulnerable. Necesitaba el amor que pensé que podía darme. Dios. pensé que habías muerto. No tenía ni jodida idea de que estabas escribiendo. Pensé que eras feliz. No estaba buscando a nadie. tratando de encontrarme. Me mira como si estuviera viendo mi alma antes de dejar un suave beso en mi frente. pero solo lo abrazo más fuerte. ofreciendo la fuerza que puedo. Ax… Pensé que te había perdido para siempre y cuando perdí a ese bebé. por favor no lleves eso en tus hombros. Axel —ofrezco—. fue como si hubiera perdido la última parte del amor que teníamos. Desearía saber qué decirte para ayudarte. nuestro bebé… ese bebé hubiera sido el niño más perfecto alguna vez nacido. No sé cómo llorarle a un niño que nunca supe que casi tuve. Axel. me subo. Hubiéramos sido tan felices —dice. Viéndolo desde ahora. Sé que no es mi culpa haber abortado y hace mucho había enfrentado la pérdida. Cuando conocí a Brandon. Izzy… saber que estuve tan cerca de ti. El sol finalmente está arriba cuando se endereza y gira su cabeza. Axel. —Bebé… —No sé qué decir. un largo tiempo antes de volver a sentirme humana de nuevo. para reducir este dolor. Página —Cuando perdí al bebé. Verlo así me está destruyendo. agarrándolo fuertemente y susurrando palabras de amor contra su espalda. Estamos sentados allí y lloramos silenciosamente por el pasado que nos fue quitado sin nuestro conocimiento. Necesita sacar esto. Gira su cuerpo para que estar sentado completamente en el muelle antes de abrir sus brazos. Nuestro bebé. en este momento. que habías seguido adelante sin pensarlo dos veces. Izzy. Lágrimas propias caen por mi rostro y a su espalda. Sus ojos están rojos y lágrimas todavía corren silenciosamente. pero tan jodidamente lejos. Me tomó un tiempo. Necesito que sepas que ni una vez dejé de amarte.da sentido a que nunca la hayas recibido. Él dejando salir su angustia y yo abrazándolo. —Mátame. —Sus palabras son suaves por encima de mi cabeza y estamos sentados mirando a lo largo del agua que choca contra la orilla. —Su gran cuerpo se dobla y comienza a llorar en serio. pero él sabía cómo jugar la parte y me hizo necesitarlo. amado a ese bebé tanto. Aprieta mis manos y me deja saber que necesita eso. —Lo sé. En ese punto. —Me giré para mirarlo—. —Sacude la cabeza como si ese simple movimiento pueda deshacerse de la amargura de sus recuerdos. 151 —Todos esos años había estado tan enojado contigo y me aferré a esa rabia para no sentir el dolor. pero ahora mismo. cada palabra empuja una daga invisible a mi corazón. —Hubiera amado a ese bebé. no estaba en un buen lugar. Sabiendo que tú y nuestro… bebé —Hace una pausa en un sollozo que apresa sus palabras—. Izzy. Nos quedamos sentados ahí por un rato. Ni siquiera sé cómo comenzar a procesar esto. Le doy el tiempo que necesita para sacarlo. . siento como si hubiera pasado ayer. Joder. Estaba tan sola. sé que nunca lo amé.

cerca del lago con la fría brisa de noviembre soplando y le digo sobre mi encuentro con Brandon y los años antes del abuso. Era su forma de hacerme pensar lo peor. —En verdad. Me mata. Sigo pensando que si me hubiera acercado a ti cuando finalmente te encontré. No tienes idea de lo que quiero hacer con ese hijo de perra. las cosas serían diferentes ahora. me mata —dice cuando termino de explicar todo lo que los doce años pasados me han traído. No seguiremos viviendo con lo que podríamos haber tenido. —Princesa. eh? ¿Eso significa que quieres ser mi novia o algo así? —Se ríe y suena como música para mis oídos. Siempre.—Lo sé. Tienes que saber que nunca me habría rendido en ti y en nosotros. ella dijo que estabas muerto. Me inclino y lo beso rápidamente. —Mataré a esa perra —dice entre dientes. Puedo prometerte intentarlo. desde rabia hasta resolución. y así fue. finalmente tendrías mis anillos en tu dedo. en verdad. Puedo ver todas las emociones. Justo aquí y justo ahora. —Eh. no furioso. termino: —No puedes sentarte aquí y pensar en lo que hubiera sucedido. Sus ojos están ardiendo en llamas y sus orificios nasales están ensanchándose con cada rápida respiración. cruzando por su rostro. —Desearía haber intentado más duro. ¿Axel? Dijo que estabas muerto y no tenía otra forma de confirmar si era cierto o no. Estamos sentados allí en silencio mientras él digiere todo lo que acabo de decirle. Creo que va a estallar de furia cuando le digo acerca de la carta de June. —Parece furioso. pero para el final ya sabe todo. —No. Por favor. ¿no podemos mirar hacia adelante ahora? Nadie quiere ver más que yo lo que se merece. Eso es lo único que siempre he querido —respondo. pero se calma. Cuando comienzo a llegar a las cosas malas. Nos sentamos allí. somos los nuevos Axel e Izzy. Me ha tomado mucho tiempo darme cuenta que preguntarse por lo que hubiera sido nunca cambiará el pasado. Axel lo maneja bien. Ax. enlazando nuestras manos. No sé todos los detalles de tu matrimonio. 152 Una pequeña sonrisa se forma en su rostro y algo de la tristeza deja sus ojos. —Me bajo de su regazo y me arrodillo frente a su figura relajada recostado contra uno de los postes sosteniendo el muelle. pero esta mierda será difícil de superar. Izzy. No dejes que ella gane. Tú y yo. —Detente. Desde este día en adelante. puedo sentir la rabia creciendo. Página —¿Axel e Izzy. pero mira dónde estamos. solo quiero ser tuya. antes de soltar su rostro y sentarme de nuevo junto a él. Minimizo muchas de las cosas malas. —¿Que qué demonios te dijo? —gritó. Ganamos. pero te conozco y creo eso. finalmente estamos de vuelta donde teníamos que estar. —Toma un momento. solo se tensa algunas veces. Tomando su cara entre mis manos y acercándome. tienes que prometerme que miraremos hacia adelante. Podríamos tener más hijos. siempre has sido mía. Parece sediento de sangre. No sé por qué le creí. . Pero. No. Axel.

Ni siquiera creo que haya una gota de semen en mis pelotas a este punto. lo quiero tan jodido que sienta mi polla en su garganta. Mi polla comienza a ponerse dura solo de pensar en lo violento que nos venimos juntos. *~*~* Axel Lentamente me muevo de la cama por segunda vez en esta mañana después de agotar a Izzy. Reid? . Nos levantamos y caminamos de vuelta a la calidez de su casa vacía mano con mano. Está desmayada y dudo que un terremoto pudiera despertarla a este punto. —¿Qué. Todas las emociones tensas entre nosotros. Han pasado tres horas desde que regresamos a la casa de nuestra conversación en el muelle. Miro hacia el ángel durmiendo en mi cama y sonrío. Quiero la jodida mugre y la quiero para ayer. Necesitamos encontrar algo que encierre a este bastardo de por vida. G. ¿Noche larga? Eso atrapa su atención. necesito que contactes a Locke y busques cada jodida cosa que puedas del ex de Izzy. localizo mi celular en la barra. Escucha esto. Tres horas de hacer el amor intensamente nos tuvo a ambos gritando y gritando. me siento fuerte. 153 —¿Qué quieres. —Qué agradable. Repentinamente estoy famélico —dice con un guiño. Buenos días también para ti. y camino hacia la parte de atrás para llamar. y por una vez en mucho tiempo me siento como yo misma de nuevo. Varias veces. Más importante. ¿por qué siempre eres una pequeña perra en las mañanas? Olvídalo. adonde lo aventé anoche. Maldición. Troto por las escaleras hacia la cocina. pero sabiendo que ella era finalmente mi jodida chica de nuevo me hizo sentir la necesidad de marcarla. cada centímetro de su piel cremosa tenga a mi polla suplicando por más. Sus ojos destellan mientras me acerca y me planta un beso tan lleno de amor en mis labios que el frío a nuestro alrededor ha sido olvidado. meterme de nuevo en su apretado y jodido coño fue como regresar a casa de nuevo. literalmente. ¿no debería estar haciendo algo productivo?—. necesito terminar con esta llamada telefónica antes de que se despierte. Axel.—Lo sé. —Vamos adentro. Tengo que dejar la habitación antes de que la vista de su cuerpo desnudo. Me chupó hasta dejarme seco. ¿pero podemos intentarlo? ¿Solo intentar tomarnos cada día como el regalo que es? Te tengo finalmente de vuelta. Bebé. idiota. hijo de perra? —dice. Página —Jesucristo. —Son las diez de la mañana. El teléfono suena un par de veces antes de que escuchar la voz apagada de Greg en la línea.

Finalmente sintiendo como si mi corazón pudiera latir de nuevo. . No me molestes a menos que tengas algo. Llama a Locke y los dos hagan lo que sea que se tenga que hacer. Las circulo suavemente y pruebo su pesadez antes de recorrer con la mano de arriba hacia abajo la sedosa piel de su palpitante erección. noto el bulto alzando las sábanas que cubre sus caderas. Más líquido preseminal escurre de la punta y mi boca se hace agua ante la acción. no… ahora disfruto este momento porque me recuerda que estoy viva. Mi Axel. eh. El sol metiéndose por los grandes ventanales calienta mi espalda y la dura calidez debajo de mi mejilla está irradiando de Axel. La dureza que normalmente está presente no está. Su gruesa polla salta. Puede que no me guste que seas tan cercano a MI chica. pero planeo cerrar mis puertas y enterrarme profundamente en mi chica por días. —Sí.—Finalmente se ha abierto contigo. Con una sonrisa traviesa. Me encanta este estado de dicha entre estar dormido y empezar a despertarse. —No es una pregunta. G. 154 Es jodidamente hermoso. Somos una vez más Axel e Izzy. —Lo sé todo. Suspiro. Mantenme actualizado. todavía no puedo creer lo diferente que es su cuerpo. lentamente. suavemente paso mi mano por su abdomen. Mi mano llega a su vello púbico bien recortado. y regresar a mi cama y acercarme a mi chica. juzgando por la pequeña gota de semen rezumando de la punta. Toda la emoción pesada de ayer está borrada y la pequeña sonrisa que juega en sus labios me recuerda de nuestra promesa. Cuelgo el teléfono con su risa antes de subir las escaleras. disfrutando la tensión de sus abdominales mientras acaricio cada centímetro. Parada en su cuerpo y suplicando por atención. Una vez que encierre a este hijo de perra. Se ve más joven en su sueño. Pero ya no disfruto este momento por estar insensible. lentamente alzo mi cabeza de su pecho y miro su rostro durmiente. —Hazlo. pero soy lo suficientemente hombre para apreciar todo lo que has hecho cuando yo no pude. Reviso para asegurarme de que todavía está dormido antes de alzar lentamente la sábana de su cuerpo. la deslizo por su tensa piel y agarro sus pelotas calientes. finalmente podré darle a mi chica el futuro que tenemos que tener. una vez libre de la sábana. Página Recorriendo mis ojos por su cuerpo largo y duro. te escucho. no hay más dolor del pasado entre nosotros. pero obtendría una respuesta. *~*~* Izzy Puedo sentir el sol calentando mi piel. Desde este punto. Jesús. No hay secretos entre nosotros ahora.

su mano agarrando las sábanas. —Buenos días —ofrezco con una sonrisa maliciosa—. ambos estamos gritando en nuestro clímax compartido. cayendo nuevamente a mi lado en la cama. vas a matarme. Envolviendo mi mano en el grosor de su polla. pero yo planeo disfrutar de este gran cuerpo un poco más hoy. Me encanta tu boca en mi polla. mis piernas están dobladas debajo de mí. llevo mi cuerpo abajo junto a sus caderas. pero no se despierta. El mío. Me da un suave gemido y se remueve ligeramente. —Buenos días. justo a su lado. —Sabes que sé cómo limpiarme. abro la boca y chupo la inflamada punta con mi boca. Este es mi trabajo. El sol está colgando alto en el cielo. nena. antes de que se levante y se vaya a limpiar. resbaladizo por el sudor que se desliza contra el mío. Suelta un gruñido más fuerte y veo. Caigo de vuelta contra su pecho. 155 Ríe suavemente. por el rabillo del ojo. noto por primera vez lo largo que es. Hacemos el amor de manera dura y rápida. eh? Jesús. pero más me encanta tu coño. . Sonrío cuando regresa del baño con una toalla en mano. ¡y necesitaré un poco de combustible! Página —Puede que queramos levantarnos en algún momento del día de hoy —observo. haciéndonos saber que nos hemos perdido una buena parte del día. Estaba lista para él desde el segundo en que abrí mis ojos. Quiero decir. pero puede que queramos comer en algún momento. Nos quedamos abrazados allí por un rato. ¿Te dio hambre. el hambre es pesada en la habitación. Sus ojos están oscuros con deseo. —Estoy feliz justo aquí donde estoy y no tengo planes de dejar esta cama hoy. — Continúa limpiándome antes de inclinarse y darle un beso a mi sensible piel que causa que gima largo y fuerte. llevo mis labios hacia su polla. giro la lengua alrededor antes de soltar y recorrer de la punta a la raíz con la lengua. Me gusta ver mi semen por toda tu piel. —Joder. —Observo sus ojos sonrientes antes de continuar—. ¿verdad? —bromeo. —Mi trabajo. —Me agarra de las caderas y me alza.Inclinándome de donde estaba acostada. disfrutando esta nueva ligereza entre nosotros. mirando por la ventana. No necesita ayuda en persuadirme de guiarlo al interior de mi chorreante cuerpo. El movimiento me sacude lo suficiente que pierdo mi succión y él se cae de mi boca con un ruidoso pop que hace eco en la habitación. —Sonríe antes de alcanzarme y me lleve hacia su cuerpo—. Axel. Ambos nos reímos y lo agarro más de cerca. nena. ¿Va a caber en mi boca? Lamiendo mis labios. —Odio señalar lo obvio. Continúo lamiendo y acariciando su palpitante polla un par de veces antes de que suelte una fuerte maldición y se mueva. me dio hambre. no sé tú. llevando su torso hacia arriba bruscamente. Antes de que lo sepa. princesa —murmura contra mi cabello. Lamo el semen de la punta antes de poner un suave beso en su piel caliente.

era tu recuerdo lo que me empujaba e incluso cuando pensé que te había perdido para siempre y mediante esa ira… —Se calla y me mira a los ojos—.Su cuerpo tiembla con una risa silenciosa y me acurruco a su lado. pero no pude negar que estabas allí mentalmente. En ese momento. me arrastro sobre su cuerpo y llevo mi rostro más cerca al tatuaje. Mi luz. eres la única persona a la que le he dado mi corazón. Izzy. supe que lo que había sido roto durante los años finalmente se estaba arreglando. Siempre has sido el ángel de mi vida. Página 156 Era completa. No transcurrió ni un solo día en el que no supiera cómo te sentías. —Um… —ofrezco sin convicción. —Te lo dije. aun así supe que eras mi ángel. No puedo ver el cuerpo desde aquí. Cada día que estaba fuera. —También te amo —grazné y caí en sus brazos. Oh Dios mío. Extendiendo la mano. Desconcertada por su respuesta. —Mira más de cerca —es todo lo que recibo. siempre feliz y llena de amor por mí. esa soy yo. Lo entendí un par de años atrás. . princesa. pero por lo que recuerdo del tatuaje. Puede que no hayas estado a mi lado físicamente. Jadeo cuando recibo mi primera buena mirada a su rostro. Se queda en silencio durante unos segundos antes de responder. fue hecho de una manera casi amorosa y pacífica. Mierda. Soy yo. Incluso a través de la ira por perderte. —Te amo. —¿Por qué un ángel? —pregunto. toco las manos del ángel tatuado en su otro lado. Llegaste a mi vida cuando más te necesitaba.

Un mes después A xel y yo vamos en serio desde ese fin de semana que pasamos encerrados en su casa. Su área ocupa mucho más espacio. Hicimos el pacto de seguir adelante y eso es lo que estábamos haciendo. La primera cosa que hicimos. cuando se hizo evidente que ninguno de nosotros quería separarse del otro. en este punto. Tengo un pequeño rincón. Los monitores de computadora y otros equipos técnicos están distribuidos en todas las superficies de su lado de la habitación. . pero con todo el tiempo que habíamos perdido tenía sentido para nosotros. es algo que ambos necesitamos. pero poco a poco estamos convirtiendo esta gran cáscara de casa en un hogar para los dos. Estoy feliz. Puede parecer poco para la mayoría. Hasta que empieza a quitarme la ropa. Puedo hacer todo mi trabajo desde la casa de Axel y él pasa la mayor parte de su tiempo haciendo el suyo desde casa también. No hemos pasado una gran cantidad de tiempo con nuestros amigos. Estoy brillando. Durante las últimas semanas hemos pasado casi cada segundo juntos. pero estamos juntos y. Si no supieras cómo se veía esta casa antes. Página Habíamos vuelto a ser “nosotros” por tres semanas cuando me dijo que me mudara. Tenemos nuevos sueños y planes para nuestro futuro y. no estarías tan sorprendido. Continuando con nuestros sueños. ya que siempre me recuerda el tiempo que pasamos separados. A veces es sorpréndete para mí pensar de nuevo en la niña asustada y perdida que fui hace apenas unos meses atrás. fue comprar mobiliario de oficina. pero hemos tenido un par de noches con ellos para cenar o beber. no iba a tolerar ninguna. A Axel le gusta bromear diciendo que está recuperando el tiempo perdido. No había ningún espacio para peleas y. He vencido. Nuestro deseo es como una picazón que no podemos aliviar. Recogiendo las piezas que habíamos perdido y volviendo a ponerlos juntas. Trabajamos en silencio en su mayoría. empiezo a pensar que el destino me sonríe. Sacó la vieja parte de mí. por una vez. 157 Otra gran compra que hicimos juntos fue la de una mesa de cocina y cómodos sofás para la sala de estar. Ahora usamos el gran espacio de la biblioteca como nuestra oficina doble. pero eso es todo lo que necesito. Una broma que a menudo se queda corta. honestamente. Soy amada.

con una última comprobación en el espejo. —A mediodía. Juro por Dios que un día de estos la felicidad que se mantiene dentro de ti va a derramarse. Su argumento. —¡Amiga. pero ahora que yo soy feliz. —Solo me viste el otro día. Diablos. que no estamos tan jóvenes y ambos sabemos que pasará. Puedo decir que quiere estar casado conmigo y que yo esté embarazada tan pronto como sea posible. pero no estoy segura de estar lista para eso todavía. Extraño a mi mejor amiga. Dijo que necesitábamos. lo sabremos. —Se ríe antes de seguirme a través del vestíbulo y todo el pasillo hasta la cocina. llevar nuestros pequeños culos blancos y flacos allá con tanta rapidez como podamos para obtener una buena cantidad de chismes. Termino de subir la cremallera de mis botas de cuero marrón favoritas a lo largo de mis jeans ajustados y. Es sábado por la mañana y la Navidad está a solo dos semanas. he perdido mi dosis diaria de Dee. Recién había terminado de vestirme cuando oigo el timbre retumbando en la casa. Axel tiene algunos negocios que tiene que atender en la oficina y se irá casi todo el día. no estoy segura. Siento que necesitamos tiempo. 158 —Estás brillando. ya sé que pasará y sé que pasará con él. estúpida. él solo ha vuelto a mi vida unos pocos meses atrás. Con mi mudanza a casa de Axel. Él no está feliz con eso. Sé que está más que feliz por nosotros y ha estado ocupada consigo misma. de todos modos. Al igual que un duende desquiciado. pero solo hemos estado juntos de nuevo durante poco más de un mes. . una visita a Sway y cenar con la pandilla en el Heavy. enderezando mi blusa color crema en su lugar antes de mirar para arriba a sus centelleantes ojos marrones. pero cuando llegue el momento.Axel ha estado insinuando el matrimonio. —Su imitación de Sway es inquietante. Sé que lo tiré aquí anoche cuando Axel y yo habíamos llegado a casa después de la cena. es casi como si ella fuera a estallar en cualquier segundo. Tiempo. Mi amiga es feliz como siempre. y cito. ¿A qué hora son nuestras citas con Sway? —pregunto mientras busco mi teléfono entre toda la basura del mostrador. Abro la puerta con una gran sonrisa y apenas tengo tiempo suficiente para prepararme antes de que Dee se lance en mis brazos. corro por el pasillo y escaleras a través del vestíbulo. Tenemos planes de pasar un día de compras. de pasar de depender de ella para mi única felicidad a verla cada pocos días. para qué. te he extrañado! —canta en mi oído. Página —Déjame agarrar mi bolso y podemos irnos. Su felicidad ha llegado a niveles nucleares. —Me río y me alejo. Dee. ¿por qué esperar? Es la única cosa entre nosotros que no se siente resuelta. pero es todavía un ajuste. Este es el día perfecto para estar con Dee. Sí. Prácticamente me había atacado cuando pasamos la puerta.

Elijo algo de ropa para Axel y una chaqueta de cuero negro que decido que tiene que tener. además de un par de prendas sexy de Victoria Secret para mí. Mi todo. Pedí a la joyería un collar tipo etiqueta de perro para él. Ax va a estar en la oficina todo el día. Está bien. Había pasado horas buscando las palabras adecuadas para grabar en su placa de identificación. —Está bien —respondo. Utilice el pequeño diamante de mi viejo anillo de promesa que me había dado el día que se fue al campo de entrenamiento y grabé un mensaje para él por debajo del collar. Fue mi idea. Salimos y subimos al Lexus de Dee antes dirigirnos a hacer algunas compras de Navidad que tanto necesitamos. Dee? ¿Tú y Beck están teniendo problemas? —Ha tenido “citas” con Beck durante unos meses. —Su rostro adquiere una sonrisa falsa—. Cuando estás conmigo soy libre. Estás lista. está bien. —Ahhh. Por lo que puedo decir. es perfecto. Bueno. no lo hará—. de verdad. Página Nuestro amor ahora continúa para siempre. eso solo significaba que estaban teniendo sexo regularmente porque nunca salieron solos. Puedo decir que no quiere hablar de ello y sé que si Dee no quiere hablar de algo. 159 Mi fuerza. Fue difícil desprenderme de ese anillo. No puedo esperar para dárselo. Contenía tantos recuerdos y promesas. Difícilmente se podía ver el pequeño diamante hasta que el grabador colocó algunas marcas alrededor del punto. —Mira a su teléfono tratando de evitar mis ojos interrogantes—. Me encuentro con el joyero local y recojo la pieza que había encargado para su regalo de Navidad. Decidimos enfriarlo durante un tiempo. Y somos nosotros.—Está bien. ¿Dijo Beck algo al respecto? — Miro su rostro. De alguna manera me las arreglo para enfriar su altibajo de compras de hoy y es una experiencia casi agradable. Mi corazón. Amor Vincit Omnia “El amor conquista todo”. destacándolo a la perfección. . Sabiendo que Axel abriría el regalo y sabría lo que significaba el diamante era la única razón por la que fui capaz de hacerlo. Finalmente habían llegado un día y las palabras simplemente me vinieron a la cabeza. ¿Qué fue eso. Bueno. Recibió una llamada de Mad temprano esta mañana y se fue rápido. perdiendo su sonrisa ligeramente antes de rápidamente ocultar el desliz—. ¿Estás de acuerdo con eso? —Claro que sí. ¿de acuerdo? Quería más y no estoy lista para eso. Supongo que eso significa tema cerrado.

Mentirosa. Él es mi sueño. Me mira sorprendida antes de continuar el viaje al el salón. Tenía la esperanza de que no lo descubriera. Dee. habrá un gran despliegue ostentoso. Sentado en el frente.Axel ha sido reservado sobre lo que ha planeado. pero estabas muy bien la otra noche. Por ahora. Dee? Sé que no tenemos tanto tiempo para hablar como antes. —Suspira—. Es casi la hora de nuestra cita con Sway y estoy deseando y temiendo la cita. Solo algunas cosas en mi mente. Al parecer. —¡Oh Dios mío! ¡Me había olvidado completamente de eso! Chica. Ha ido de compras un par de veces. Esperé que cambiara su humor. pensó que era demasiado divertida como para dejarla pasar. mirando a las filas de las empresas de la pequeña franja. 160 —Está bien. Dee. . Él es mi futuro. —¿Estás bien. Te quiero. pero ya sabes. Las ventanas Página —No es nada. pero tengo que resolverlas por mi cuenta. Algo me decía que esperara una propuesta y aunque me asustaba un poco porque es demasiado pronto. “Seguridad Corps”. interrumpiendo mis pensamientos. pero sucede algo—. ¡esto va a ser divertido! —No estás bromeando. pero nunca llegó a casa con nada. Solo sé que cuando Sway descubra quién es Axel. Sé que está feliz por mí y sé que quiere a Axel. —Estoy bien. las cosas se sintieron extrañas con Dee. Promesa. —Me da una de sus sonrisas de marca y eso me tranquiliza lo suficiente como para dejarla. Un ligero ceño cruza su rostro antes de desaparecer rápidamente de su expresión. sé que nunca podré decirle que no. pero cuando le conté la historia a Axel. si necesitas hablar. —Desde que me mudé. Siempre estoy aquí para ti. Odio saber que algo te está molestando y no quieres hablar. Hago nota mental de preguntarle a Axel si Beck ha dicho algo últimamente. Estaba pensando en cómo reaccionará Sway cuando se dé cuenta de que el gigante troxo de sexo en el edificio al lado de su salón es Axel. —¿Qué pasa con la gran sonrisa tonta? —pregunta Dee. Nos detenemos en el salón quince minutos antes de nuestras citas. no puedo evitar sonreír cuando mis ojos alcanzan las simples palabras en negrita. estoy aquí. los chicos vienen a saludar mientras estamos allí. —Ni siquiera sabía que estaba sonriendo. Solo ocupada en el trabajo. pero casi se ve muerta de pánico.

están oscurecidas. con ceñidos vaqueros ajustados y un suéter largo de color rosa. me reiría. Santo Dios. guau es correcto. Le da un apretón a mi culo antes de soltar mis labios y sonreírme. bebé. como si mi corazón supiera. Lanzo mi bolso en los brazos de Dee y corro la corta distancia hacia Axel. . NO le dijiste a Sway que conocías a esta magnífica montaña de hombre. amiga. Tiene su larga peluca rubia en una cola de caballo elegante. la puerta de Corps se abre y el ancho cuerpo de Axel está de pie frente a mí. sus tacones de tacón aguja. necesito una ducha fría después de esto. Brazos cruzados sobre su pecho ancho y una sonrisa firmemente en su lugar. guau —oigo murmurar detrás de mí. lucía tacones de doce centímetros. Nunca tendré su estilo elegante. como un loco. Justo cuando mis pies aterrizan frente al salón de Sway. Su espeso cabello negro luce igual que lo hacía esta mañana cuando acababa de correr mis manos a través de este y apretándolo con fuerza en mi coño. princesa. no NO lo hiciste. —Dee ríe. —Oh. Puedo sentir cada duro centímetro frotando contra mi frente. causando otra oleada de humedad golpeando mis bragas. señor. pero sé que está ahí. cariño. Está vestido similar a Dee. si sabes lo que quiero decir. Se parece a una bola de algodón de azúcar gigante. pero me quedé con lo que era familiar. Sus jeans oscuros se moldean a sus poderosos muslos y su Henley de manga larga verde se estira con fuerza. tan brillantes. —Oh Jesús mío. Esos ojos verdes. Dee se ve hermosa en jeans ajustados. Página Y fue entonces cuando comenzó el chillido. me atrapa debajo de mi culo y arrastra mi cuerpo hasta el suyo. necesito un trago. Me congelo con mi mano extendida para abrir la puerta y Dee me golpea desde atrás. por supuesto. Jesús. Mi hombre está cerca. a través de las ventanas que van desde el piso hasta el techo que bordea el salón. Cada cosa deliciosa en ello. —Se ve tenso hoy. un jersey de manga larga y. Pero su suéter se encendió en la cintura y los codos. pero al final me estaba aferrando al mío. Mis bragas se mojan al instante. Mete tu pequeño culo en una silla y le cuentas todo a Sway. por lo que no podemos ver el interior. —Hola. Oh. comienza a aumentar su velocidad. pero a diferencia de mis suelas planas. me gustan tanto. Puedo ver a Sway dentro saludándonos. Sus botas van hasta sus rodillas. Salimos del auto y avanzamos hacia el edificio. Saltando un poco. si no lo amara. Dejo escapar un suave gemido antes de sellar mis labios en los suyos y me sumerjo en uno de los mejores besos de la historia. Dulce cielo. 161 —Hola. Trató de que tirara mi ropa vieja. —Ven aquí y dale a tu hombre un poco de amor —ladra.

—Yo correría. —Se ríe.Vuelvo mi cabeza de mi posición en los brazos de Axel y me río de Sway. princesa. El sonido más hermoso en el mundo. el placer es todo mío… todo mío. —Tú. 162 —Andando. Si no me ayudas a sacarlo de aquí antes de que el resto de ellos desfile hacia afuera. su larga cola de caballo azotándose contra el pecho de Axel. dulce Señor en el cielo… ¿hay más? —pregunta Sway mirándome sobre su hombro. Esta vez Dee se me une y nos reímos de las excentricidades de Sway. Sway. El resto de nuestro viaje resulta más o menos igual. Reid… vamos a terminar esta mierda o planeas estar aquí todo el jodido día — escucho el profundo barítono de Greg decir desde el interior de la puerta abierta detrás de Axel. —Oh. —Oh. Sway empieza a saltar y sigue y Página —De acuerdo. Sway no se calla ni un segundo y realmente enloquece cuando ve a Greg y a Maddox caminar por las ventanas de enfrente. Está de pie en la entrada del salón. yo correría. Es una pena. Sway es mi nombre. —No sé si debería reír o correr. —Coloca su mano delicadamente en la enorme mano de Axel y hace una reverencia. Sueña con mi hombre más tarde. De hecho. Está jadeando. Iz. chica. veo hacia su cara sonriente. Dándome la vuelta con una brillante sonrisa. querido. Su sonrisa es tan amplia y sus ojos están llenos de amor. Verlos a estos dos juntos es una de las cosas más graciosas que he visto en un tiempo. abanicando su rostro. Te amo. Ambos mueven su mano para saludarnos a Dee y a mí. cómo dejas que se vista. . Cuando finalmente me controlo. quítate esa camiseta cuando lo hagas… ¡dulce señor. Me empuja y me tambaleo hacia los lados antes de componerme—. —Oh. pero puedes llamarme como tú quieras. vamos a meterte a ti y las risitas dentro —dice Dee con una suave risa ahogada. Axel es un metro noventa de pura y cruda masculinidad y Sway con toda su baja y redonda gordura metida en apretada ropa de mujer. se ve ridículo junto a él. enorme y hermoso espécimen —grita Sway por encima de mi risa—. —Holt Reid. Me baja suavemente a mis pies y extiende su mano hacia Sway. —¿Qué es eso? —dice Axel suavemente en mi oído para que solo yo lo escuche. —Amo escucharte reír. Oh Dios mío. Sway. oh es una pena dejar que ese hombre alguna vez se ponga ropa. digo: —Eso es Sway. podríamos estar aquí por un tiempo. Izzy. gusto en conocerte. bebé —digo sobre mi hombro mientras escoltamos a Sway de vuelta a su salón. No puedo responder debido a que la mirada de horror en la cara de Axel me tiene atacada otra vez. sí! Me río con más fuerza y casi me caigo de sus brazos.

Pasando las muchas puertas abiertas de las oficinas de los otros chicos antes de alcanzar mi destino. —Adelante. la secretaria. generosa. 163 —¿Qué demonios quieres decir con que no puedes encontrar al hijo de perra? —dice en un tono bajo y letal. pero según Axel. —De acuerdo. Beck y Coop están por ahí. Página Silencio. —¿Te importa si continúo? —pregunto. —¿Él qué? —Silencio—. es un arquetipo de una chica o mujer linda. no puedo evitar sonreír ante lo exitoso que se ha vuelto Axel. La oficina es simple pero profesional. idiota. no sería capaz de dirigir este lugar sin ella.sigue durante el resto de mi cita sobre cuán injusto es que ninguno de esos “trozos de carne de sexo con piernas” sea gay. El área de recepción está hecha en negro y gris. tiene voz suave y es de alguna manera tímida. Camino por el largo pasillo en busca de Axel. Tiene alrededor de veinticinco años con largo cabello rubio. Encuéntralo. Siempre supe que estaba destinado para la grandeza. Hay un escritorio de recepción en el medio con el logo de “Seguridad Corps” en el centro de la pared detrás de este en grandes letras mayúsculas. Altos y muy furiosos sonidos alcanzan mis oídos antes de que pueda tocar en la puerta de Axel. —Para nada. no quiero que te sientes ahí a jugar contigo. estaba demasiado asustado de ese pequeño chico rubio para ir a revisar. Uno que significa que ha perdido toda la paciencia. La miro y está inexpresiva y las paredes están levantadas. Ha estado ansioso de que terminaras en la puerta de al lado. —No puedo evitar sonreír cuando se sonroja. No puedo evitar notar que cada vez que todos los chicos están alrededor ella está en silencio. Síp. Es la perfecta imagen de la AllAmerican girl5. pero entre tú y yo. y pregunto si Axel está ocupado. —Algo más de silencio sigue y un montón más de Axel gritando antes de que finalmente azote el teléfono en su base. . esta chica lo tiene mal por Maddox. Quiero saber en dónde está el bastardo. Definitivamente sucede algo con ella y apostaría que tiene todo que ver con Beck. pero sus ojos siempre están siguiendo a Maddox. Greg y Locke se fueron hace un rato. Cuando (finalmente) terminamos con Sway son casi las cinco. o al menos no lo estaba hace un momento. ahora vuelvo. —Voy a esperar aquí —dice Dee. Oh. Me gusta Emmy. modesta y honesta. La camioneta de Axel aún está enfrente. ¡Joder! No. ojos café claro y un rostro lleno de pecas. así que Dee y yo caminamos hacia la oficina. 5 All-American girl: También llamada girl next door. Le sonrío a Emmy. haciendo que me detenga. oh. Espero un poco más antes de abrir su puerta con un suave golpe.

Su mirada encolerizada me golpea y la tensión es tan espesa que no puedo evitar dar
un paso hacia atrás al pasillo. Dejo salir un pequeño chillido cuando mi espalda choca con
alguien parado detrás de mí. Al girarme veo a Coop y Beck de pie más lejos en el pasillo.
Los ojos normalmente juguetones de Coop son duros y determinados. Beck no se parece el
chico despreocupado al que estaba acostumbrada.
—¿Está todo bien? —pregunto.
Los chicos comparten una mirada intencionada antes de que Axel me responda y
cuando veo de vuelta hacia él, ha enmascarado cuidadosamente su furia.
—Sí, princesa. Ven aquí, ¿y Coop? —Mira por encima de mi hombro con el ceño
fruncido—. Quita tus jodidas manos de mi mujer.
Dios, amo cuando se vuelve todo posesivo.
Coop se ríe y me encierra en un enorme abrazo y besa mi mejilla, ganando un
profundo gruñido de advertencia de Axel.
—Te das cuenta de que está armado, ¿cierto, imbécil? —pregunta Beck con una
sonrisa de suficiencia.
¿Armado?
Miro hacia Axel y no noto nada fuera de lo ordinario.
—Pistolera negra, colgando detrás de la silla. Mi suposición es que tiene al menos
cinco cuchillos con él en este momento y una pistola en tobillo. —susurra Coop cuando
nota mi pregunta no hecha.
—Tres, y sin pistola en tobillo hoy —dice Axel con un malvado brillo en sus ojos.
Oh, chico.
—Cierto, bueno, si ustedes dos han terminado de mear por todo el piso, ¿están listos
para irse? Dee está en la recepción y estamos listas cuando ustedes lo estén. —Me acerco y
le ofrezco un beso rápido, sabiendo que si no nos poníamos en marcha, no conseguiríamos
cenar en un buen rato.
—Déjame terminar aquí. Necesito hacerles un informe a estos dos idiotas y luego
podemos irnos. Espera con Dee en recepción. —Puedo decir que se refiere a negocios, lo
que sea que haya oído antes estaba empezando a poner pesado el ambiente otra vez con su
humor.

Página

Me sacudo su estado de ánimo y continúo por el pasillo. Sé que ellos no manejan
cosas pequeñas aquí y lo más probable es que lo que sea que lo haya enojado sea solo un
problema normal en sus operaciones diarias.

164

—De acuerdo, bebé. —Con un beso más, dejo la oficina y cierro la puerta detrás de
mí.

Con una sonrisa, camino de vuelta a la recepción y me siento con Dee y Emmy.
Antes de darme cuenta, estamos en un caluroso debate sobre los pros y contras del sexting6.
Hago una nota mental de enviarle a Axel algunas imágenes graciosas la próxima vez que
venga a la oficina.
Heavy’s está abarrotado para el momento en que llegamos ahí. El sábado
normalmente es una gran noche para ellos, pero esta noche están arrasando. Maddox y Greg
llegaron antes que nosotros y consiguieron una mesa. Habíamos hablado con Emmy para
que se uniera a nosotros y para el momento en que todos llegaron, ya nos estábamos
poniendo ruidosos y alborotados.
Estamos sentados en la esquina trasera, los ocho apretujados en una pequeña mesa.
Comida y cerveza están contaminando cada superficie. Nos hemos estado riendo y
pasándola bien por las últimas dos horas. Una vez que la cena se ha terminado, Axel me
jala a su regazo y empieza a susurrar en mi oído toda clase de cosas traviesas que planea
hacerme más tarde. Estoy tratando de poner atención a los amigos a nuestro alrededor, pero
en la única cosa en la que puedo pensar es en volver a la casa.
—¿Qué demonios? —escucho resoplar a Dee sobre la música rock retumbando en el
bar. Tuve que trabajar en clarificar mi mente, entre el deseo por Axel y la cerveza, no
estaba siguiendo su repentino cambio de humor. Está mirando fijamente a través de la
habitación, donde Beck y Coop están en la barra consiguiendo nuevas jarras de cerveza.
Coop está coqueteando con la cantinera, pero Beck realmente tiene su lengua hundida en la
boca de lo que nos justaba llamar Zorra Pesada. Habitual del bar y basura total. Este
tampoco era el estilo normal de Beck. No se necesitaba ser un genio para darse cuenta de
que esto se trataba de irritar a Dee.
»Ese estúpido pequeño hijo de perra. Espero que se le pudra la polla —grita en mi
oído. Axel empieza a temblar de risa antes de que lo codee en las costillas. Le doy una
mirada dura antes de estudiar a Dee. Ahora que el alcohol la ha aflojado, puedo ver que
bajo su enojo hay dolor.
Algo ha pasado entre ella y Beck.

—¿Cuál es su problema, Iz? —pregunta Maddox.
—No tengo idea. No habla al respecto. ¿Pensé que ellos habían estado pasando
tiempo juntos?
6

Sexting: Contracción de sex y texting, es un anglicismo para referirse al envío de contenidos eróticos por
medio de teléfonos móviles.

Página

—Oh oh, parece que el drama está por empezar a volar —grita Greg a través de la
mesa desde su esquina junto a Maddox y Emmy. Emmy, quien está con los ojos muy
abiertos y un poco intimidada por nuestro revoltoso grupo.

165

Antes de que pueda abrir mi boca y preguntarle qué está pasando, estaba de pies y
cruzando el bar.

—No desde el pasado fin de semana. No conozco los detalles, pero él se apareció en
mi casa jodidamente enojado y muriéndose de ganas por una pelea.
Todos observamos mientras Dee camina hacia la barra y agarra a la Zorra Pesada de
las raíces de su mal teñido cabello rubio, jalándola del agarre de Beck. No puedo escuchar
las palabras, pero su rostro se ve horrible. No creo que alguna vez haya visto odio como el
que está viniendo de mi pequeña bola de alegría. ¿Qué demonios?
Hago un movimiento para bajarme del regazo de Axel e ir a ayudar, pero tensa sus
brazos alrededor de mi cintura.
—No.
Una palabra, pero sin lugar a discusión. No me va a dejar meter mi cuchara.
—Ax, tengo qué hacerlo.
—No. No es tu pelea. Tienen que resolver esta mierda ellos mismos.
Observamos por unos cuantos segundos más. Para mi fascinación, Dee lanza toda su
fuerza en un movimiento que haría orgulloso a cualquier tipo rudo. Jala su mano más lejos
y literalmente lanza a esta mujer a través de la habitación. Creo que todos en la mesa están
sorprendidos, pero luego salta en la cara de Beck, le da algunas puñaladas con su dedo en el
pecho y un montón de palabras antes de que él le dé una sonrisa salvaje. Ella inclina su
cabeza hacia un lado y grita fuertemente cuando él salta hacia adelante y la lanza sobre su
hombro.
Antes de que cualquiera pueda parpadear, ellos salen por la puerta.
—¿Qué demonios acaba de pasar? —pregunto.
—Oh Dios mío —jadea Emmy.
Maddox está en silencio, pero Greg vocifera una fuerte carcajada.
—Princesa, eso es lo que sucede cuando la mierda se pudre y las perras actúan como
perras. —Me giro hacia Axel y lo fulmino con la mirada. Quita sus brazos de mi cuerpo y
las levanta en rendición.
—Cállate. ¿Ella va a estar bien? —pregunto, fuera de bromas.
—Sí, nena. Mi suposición es que ella simplemente estará bien jodida por la mañana.

—¿Casi lista, princesa? —dice contra mi cuello, mordiendo suavemente la piel antes
de dejarme girar mi cabeza—. Si dices que no, no me hago responsable por mis acciones.

Página

Todos los chicos se ríen, pero no puedo evitar preocuparme de que Dee pudiera estar
perdidamente enamorada de Beck. La noche continúa con más cerveza, buena comida y un
montón de risas. Incluso Emmy empieza a salir un poco de su caparazón, aunque con una
sola mirada a Maddox está de vuelta ahí. Axel ha empezado a frotar sus manos por mis
piernas hace treinta minutos y estoy a punto de reaccionar.

166

—Secundo eso —dice Coop cuando se desliza en el asiento que dejó Dee—. Eso fue
algo de mierda loca, ¡quién hubiera sabido que la señorita porrista lo tenía en ella!

Estoy tan jodidamente duro ahora mismo, estoy listo para lanzarte sobre la mesa y tomarte
en frente de todos.
Y despego.
—Vámonos.
Sonríe y rápidamente nos despedimos antes de dirigirnos a casa.

Página

167

No logramos dar dos pasos dentro de la casa antes de que me tuviera contra la pared y
gritando de placer.

princesa. No hay nada en mi cuerpo. —No bebiste mucho. Mis nervios se calman instantáneamente. Creo que Axel viene detrás de mí y recoge mi cabello antes de presionar un paño frío en mi cuello. Niego con mi cabeza. la preocupación claramente bailando en su rostro. supongo que para conseguir algo de vestir. Axel se queda conmigo hasta que me siento lo suficientemente bien para levantarme. Solo algo malo que comí anoche. Oh. ¿eh? —Me ofrece una sonrisa débil antes de besar mi frente y levantarse de la cama. Está de pie allí junto a la cama por unos minutos para asegurarse de que estoy bien antes de alejarse. Lo escucho hurgando en el armario. pero mi estomago sigue en nudos. Tiro mi cabeza en la almohada y gimo en voz alta. frotando su mano por mi espalda desnuda. la visión de su cuerpo desnudo no me da inmediatamente ganas de saltar sobre él. —¿Mejor? —pregunta. bebé. No. —Está bien —murmuro. 168 —Tratemos con algunas tostadas. —Solo déjalo ir. Cepillo mis dientes y Axel me carga de vuelta a la cama. Todo lo de anoche viene abalanzándose. Mi estómago se tambalea cuando siento a Axel moverse junto a mí. Supongo que los dos últimos platos en mi boca anoche no fueron la decisión más sabia. —¿Estás bien? —pregunta. Solo el pensamiento de todos los alimentos que consumí anoche provoca más arcadas apresurándose en la parte posterior de mi garganta. Salto de la cama y corro desnuda por la habitación y caigo estrepitosamente en el piso delante del inodoro. nena. —Sí. está tan preocupado de que algo esté mal. —Ofrezco una sonrisa débil antes de presionar mi cara en la almohada y sumergirme en su aroma. Por primera vez en meses. . estoy bien. Página —Estoy bien. ya cayendo en la inconsciencia. —Cállate —gruño antes de soltar unas cuantas arcadas. no hoy. ¿qué te hace daño? —Estómago —grazno. Puedo decir que está a punto de enloquecer. Estoy bien.O h Dios. ¿está bien? —pregunta. Eso no hace nada sino hacer que mi estómago proteste. —Ya vuelvo princesa. mierda. Sabía que toca esa barbacoa iba a caerte mal.

princesa. —También te amo. buscando algún signo de descontento por hacer caso omiso a mi deseo de dejarlo ser. ¿Cómo está el estómago? —Mejor. Es grave. Hasta ahora. —Necesito decirte algo y no sé cómo vas a tomarlo. ¿Lo entiendes? —Y… —añado—. no hemos tenido ni un centímetro para avanzar. Página —Correcto. Locke siguió ese camino justo en los bolsillos de Brandon. quiero que recuerdes que todo lo que hago es para protegerte. »¿Axel? —lo provoco. Sé que hay más Axel o no lo estarías compartiendo. Locke envió un paquete bonito para el querido viejo papá esquematizando y presentando todas las pruebas. —De acuerdo. Tan molesta como estoy con por mantener su pulgar en Brandon. —Voy a interrumpirlo. Así que he tenido a los chicos rastreando a ese hijo de perra por un tiempo. haciendo clic en el canal de las noticias locales. No encontrará ninguno. Dos días atrás. sé por qué lo hizo. 169 Asiento. Larga historia corta. Al menos no está protestando ante la vista de alimentos. . Ha estado tirando miles. Me sonríe tímidamente cuando levanto la mirada hacia él. Lo último que escuché del chico infiltrado fue que ese anciano se volvió loco de rabia. Se llamó a la policía y los jueces pusieron una fianza para Brandon. pero no necesitaba saber eso. Todo parece quedarse conmigo y veo que la preocupación empieza a salir de los ojos de Axel. —Está bien… ¿Estoy escuchando? —Ya puedo decir que no estaré feliz por la manera en que sigue mirándome con temor. hablo de cientos de miles por debajo de la nariz del anciano. No me gusta el sonido de eso en absoluto. —¿Cuáles son tus planes para hoy? —pregunta. Así que. hasta la semana pasada. De todos modos. No me preguntes cómo conseguimos esos. lo respeto incluso. pero sacude la cabeza—. no necesitas saber los detalles. ha estado revisando arduamente esos informes día y noche y finalmente recapitularlo. nena. —Mi tono es neutral. Nos sentamos allí por un rato y lentamente como el desayuno. —Dios. entrecerrando mis ojos. había planeado terminar de envolver sus regalos. cuando Locke finalmente encontró algunas irregularidades en los informes de la empresa. —Estudia mi rostro. Pongo la bandeja en la mesa junto a la cama y me muevo para mirarlo. pero mi cuerpo se vuelve rígido. —En realidad. —No mucho. te amo —digo. apenas poniéndome al día con algunos clientes que necesitan un par de cosas.Axel volvió después de un par de minutos llevando una bandeja con tostadas y ginger ale.

por lo que la noche termina con nosotros viendo películas en la cama antes de dormir. El resto del día pasa sin incidentes. lo más probable es que no fuera capaz de llegar al teléfono. ¿está bien? Sé que no eres feliz con esto. en este momento. viendo los árboles mecerse con la brisa y el agua por la ondulación del lago con el viento. No hace falta mucho tiempo antes de que esté cayendo pesadamente en la silla de mi escritorio. los chicos están buscándolo. Hago los quehaceres domésticos y me pongo al día con algunas cosas que he pospuesto durante toda la semana. . Lanzo las sabanas. Axel me dijo que lo dejara ser por el día. Intenta llamar a Beck cuando no dejo de hacerlo. Saco mi calendario y comienzo a hacer algunas matemáticas en mi cabeza. corro por el pasillo y las escaleras antes de estrellarme en la oficina. pasamos el día. Quizá un poco molesta. El lunes por la mañana comienza muy parecida a la mañana anterior. nena. pero uno que conozco y confío. No se esconderá de mí. Si soy honesta. —Una amenaza. La policía lo busca. Axel me ha dado un beso antes de que el sol esté arriba y me dice que tiene que ir a la oficina por unas horas. No habrá ninguna misericordia de parte de este hombre si consigue llegar a Brandon. Extiendo mi mano y agarro la suya. Tiene Página Me despierto de un salto cuando un frío sube por mi espina dorsal. Todavía no estoy sintiéndome normal. —Le doy una pequeña sonrisa. No podía ser. no creo que me sienta segura sabiendo que estaba flotando por allí. Decido tomar su consejo y dejaré que me llame cuando esté lista. no ha dejado rastro. Escúchame ahora. trato de calmar mi estómago. notando que las líneas de preocupación han dejado su rostro. Me acurruco a su lado y pasamos el resto de la mañana en nuestra cama viendo televisión y simplemente disfrutando de estar juntos. Brandon. Mantente encerrada esta semana. He estado llamando a Dee todo el día.—Tenía un chico detrás de él. pero que volverá para el almuerzo. No estoy enojada. pero tiene que hacerse así. Con una sonrisa y un encogimiento de hombros. Dedico los siguientes treinta minutos vomitando el inodoro antes de poder arrastrarme hacia la cama. no uno de nuestros hombres. de todos modos. dándole un pequeño apretón. —Lo encontraré. pero solo consiguió un mensaje de voz. encontraré a esa jodida mierda. Santa mierda. 170 Volteándome lentamente. pero no lo consigo y salgo corriendo para el cuarto de baño unos minutos más tarde. Yo estoy buscándolo. pero entendiendo de dónde vienes. Estoy sentada allí mirando por la ventana por encima de mi escritorio. —Entiendo. Pero necesito que estés a salvo. Derivo en un sueño inquieto no mucho después de que mi cabeza golpea la almohada. pero hasta ahora no he oído nada de ella.

. Giro a mi mirada conmocionada ante Jane. En unas piernas temblorosas. espero y enloquezco silenciosamente. al igual que la película. querida. La sábana va sobre las piernas. así que dejo un mensaje para que me llame tan pronto como sea posible. —Ofrece una sonrisa antes de salir de la sala. Aún estoy sorprendida—. No lo recuerdo. Podemos hablar cuando termine. ¿quizás principios de noviembre? —No tengo ni idea. pero también había estado tomando algunos antibióticos fuertes. 7 Enfermera Hatchet: Es un personaje ficticio y la principal antagonista de la novela de Ken Kesey. —¿Cuándo fue su último ciclo menstrual. ¿de acuerdo? No le contesto. Además de la breve discusión en los muelles ese día. Página Sigo sus instrucciones y cautelosamente me siento en el borde de la mesa de examen. No tengo que esperar mucho tiempo antes de que digan mi nombre. Lo siento —murmuro débilmente. Sabía que todavía estaba teniendo problemas con la pérdida de nuestro primer hijo. Santa mierda. —Está bien. Vayamos a la sala de ultrasonido para echar un vistazo. hago una cita para un par de horas a partir de ahora. Me coloco rápidamente unos jeans y una sudadera antes de salir corriendo por la puerta. —Y luego desaparece. 171 —Desvístase de la cintura hacia abajo. Tan solo lo sigo mientras me guía hacia una habitación tenuemente iluminada. Llego al médico a las nueve y media y rápidamente firmo mi llegada. Voy a través de los movimientos con la enfermera y luego me siento. Te va a hacer el ultrasonido. Tomo el teléfono sobre mi mesa e intento llamar a Dee otra vez. querida. Dejo caer mi frente sobre el escritorio por unos minutos y me permito unos segundos para enloquecer. Creo que fue octubre. pero sin suerte. el hijo del que no sabía hasta hace poco. No tengo ni idea cómo va a manejar esto Axel. Estoy embarazada. Estaré de vuelta en un momento. señorita West? —pregunta el hombre mayor. —Umm… No sé. Cuelgo la llamada antes de levantar otra vez el teléfono y llamar a mi médico. estoy embarazada. se confirma. One Flew Over the Cuckoo’s Nest. —Ella es Jane. Santa mierda. cuya traducción al español es Atrapados sin salida. Una hora más tarde.sentido. no habíamos hablado de niños. Incluso sin molestarme con mi cabello o el maquillaje. Parece la enfermera Hatchet7. Recuerdo tomar mi píldora cada día como un reloj. Había sido la semana después del ataque en mi casa. Mi corazón se siente como que va a salirse de mi pecho. pero esto era diferente. subo de nuevo por las escaleras y rápidamente me preparo. Todavía es temprano.

por lo que pondremos la fecha de parto para el 3 de agosto. nunca llegó a experimentar el asombro y la alegría de saber va a ser padre. Cielo. pero eso era todo. Vamos a tener un bebé. pero hago lo que me pide. Axel llega a casa poco después que yo. escondiendo rápidamente la imagen de ultrasonido hasta encontrar la manera perfecta de contárselo a Axel. Coloco mis manos sobre mi estómago protectoramente. . Se veía pequeña y puedo decir que frustrada. Este bebé ya es tan amado. casi seis semanas a lo mucho. Me duermo con una sonrisa en mi rostro y mariposas en mi vientre. Axel y yo vamos a tener un bebé y no puedo esperar a compartir las noticias. Tengo miedo.Este es nuestro nuevo principio. prometo proteger este pequeño frijolito con todo lo que tengo. Nuestro bebé. Finalmente conseguí contactarme con de Dee hace dos días. Este es nuestro nuevo comienzo. 172 Me encanta el postre por la tarde con Axel. Un bebé. miro el monitor y veo fijamente con fascinación cuando aparece el punto minúsculo y granulado. Llego a casa un poco antes del almuerzo. Palidezco. Hicimos planes tentativos para intercambiar nuestros regalos mañana. —Imprime una pequeña fotografía del pequeño bebé y lo entrega a mis dedos sorprendidos. Mañana es el día en que uno de nuestros sueños se hará realidad. No estoy enfocada en eso ahora. intentando sin éxito localizar a Brandon. porque sé que mañana estaré compartiendo mis noticias con Axel. allí vamos —dice y por primera vez suena casi dulce—. No estuvo allí la última vez. ha desaparecido desde que Beck la sacó del bar. Es víspera de Navidad y hemos decidido pasar la noche en casa y ver películas antiguas. Esto tiene que ser especial. Esto es lo que se siente tener el mundo. Básicamente. Rápidamente me visto. ni una vez mis ojos se alejan de la imagen de nuestro bebé. Página Por suerte para mí y mi expectativa. Allí de pie en medio de la sala de ultrasonido. Después de un torpe y lento empuje. El amor se desborda de mi cuerpo y estoy caminando en las nubes. Cielo absoluto. sé la manera perfecta para hacerle saber. el mayor sentido de paz se instala a mi alrededor. Me permito una pequeña sonrisa. el resto de los días antes de Navidad los paso con Axel. pero deslizo mis manos de mi estómago cuando un breve golpe suena en la puerta y Jane entra. Desliza un condón sobre la sonda y me pide que separe mis piernas. Colocando mis manos sobre mi vientre plano. Parece que es de unas cinco. —Bueno. Con solo una semana antes de Navidad. Disfrutamos de un buen almuerzo antes de que me lleve arriba para el postre. No puedo esperar experimentar esto con él esta vez. Ese punto es el feto. pero sé en lo profundo de mi corazón que será feliz.

princesa? ¿Está tu jodido dulce coño ya goteando para mí? ¿Rogando por mi polla? —Arrastra su mano por mi estómago y mi piel hipersensible grita por los sentimientos que solo él me puede traer—. estoy gritando su nombre y está golpeando en mi cuerpo expectante. las luces están explotando y el mundo está temblando. ¡DIOS mío! —grito y aprieto hacia abajo su polla. Asiento. luego arrastra la lengua por el oleaje de mi pecho antes de tomar un pezón dolorosamente duro en su boca. princesa? ¿Quieres que te haga gritar jodidamente? —Oh. Página —Nena. Deja escapar un gemido antes de llevar sus labios a los míos. —Jesucristo.—Buenos días. Axel. Juro que la casa se está cayendo a nuestro alrededor. ¿Eh. a tu apretado coño le encanta mi polla. Mi chica quiere mi polla. Deja senderos de besos lentos y pellizca mi cuello y mi clavícula. estás jodidamente empapada. Desayuno y Santa — dice con una sonrisa. Lleva sus manos hacia abajo y levanta mis caderas para encontrarlas con cada uno de sus poderosos golpes. Izzy. Feliz Navidad —oigo susurrado suavemente en mi oído. aumentando la fricción hasta que casi no puedo soportarlo más y aumentando gradualmente la velocidad. maldita sea. por favor… te necesito. Se lame los dedos antes de tomar su carne puntiaguda en la mano y frotarla contra mi clítoris. —Oh. Froto mis brazos a través de su espalda sudorosa. rodando y frotando mis pezones palpitantes contra su pecho. sí. siento los chorros calientes de su orgasmo vaciándose en mi cuerpo. Antes de darme cuenta. ¿cierto? —dice. princesa. —¿Qué tan preparada estás para mí. Siento su cabeza ancha estirar mi entrada antes de que dé un empuje lento. beso el costado de su rostro. por favor. seguido de un suave beso detrás de mi oreja—. Los choques más exquisitos se disparan desde mi núcleo. —Deja caer la cabeza hacia mi cuello y toma medidas drásticas antes de mover sus caderas. 173 Sisea y se mantiene quieto y profundo. Comienza lento. Mis manos serpentean alrededor de su cuerpo y mis uñas se clavan en la piel antes de echar mi cabeza hacia atrás y gritar. Lleva su mano a mi otro pezón y lo rueda entre sus dedos. —Si estás jugando a ser Papá Noel. —Levanta su mano y puedo ver mis jugos brillando en sus dedos. . llenado y follado duro. Siento la sensación por todo el cuerpo. Mi vientre se aprieta y gimo en voz alta y sin vergüenza—. Puedo sentir las garras de mi clímax subiendo por mi columna vertebral. tan jodidamente —ruego. Respira profundamente y chasquea la pequeña barra con su lengua. Con un poderoso empuje más. detente o me voy a venir jodidamente ahora. el habla está más allá de mí ahora. Nos quedamos acostados por un rato mientras nuestros cuerpos vuelven a tierra. cada centímetro de mi piel está en llamas. Mi coño está pidiendo ser llenado. ¿puedo sentarme en tu regazo primero? —le respondo. Hora de levantarse. sentándose en lo profundo de mí.

Comenzamos con sus regalos. como hice tantas veces a lo largo de los años. princesa. Comienza trayendo cajas de todas partes de la casa y. —He estado ocupado. con Axel a mi lado. Mi vieja yo habría mirado esta imagen. Es perfecto. donde establecimos nuestra Navidad. Cuando finalmente lo saco todo. Sale lentamente de mí y los dos dejamos escapar un fuerte tirón de aire por la pérdida del otro. nena —dice mientras se sienta y comienza a comer sus panqueques. Puedo mirar este cuadro y ver el amor abrumador que dos niños pequeños se tenían el uno al otro. —Mis palabras son tan suaves que son apenas audibles. disfrutando de la sensación de su polla semidura moviéndose con su risa en mi interior. se une a mí en la cocina. —¿De dónde salió todo eso? —pregunto con asombro. —Obviamente. o peor. Es hermoso. Axel. un gran paquete plano que saca de detrás del árbol. ¿cierto? Dejaste esa caja de imágenes hace unas semanas y me dio la idea. 174 —Es impresionante. Empiezan pequeños. Los temblores siguen disparándose por mi cuerpo. Mirándolo con una pregunta. —Dios. con una sonrisa diabólica. no.—Feliz jodida Navidad —susurro. y habría dejado que los recuerdos dolorosos me consumieran. Me acerco desde el sillón en el que había estado reclinada y empiezo a tirar del papel con cuidado. algunas cosas que había estado pidiendo para la casa y. —Sonrío y me uno a él. Hace un trabajo rápido limpiándome antes de vestirnos y dirigirnos a la sala. Cuando veo la imagen mirándome. —Y lo es. me doy cuenta de que estoy mirando la parte trasera de un gran lienzo de algún tipo. Me ocupo de hacer el desayuno. pero también un poco de miedo. algunos nuevos programas de diseño para mi computadora que había estado buscando. ambos estamos con nuestras sonrisas ridículamente felices. que me causara dolor. pendientes. Página —No estás enojada. Me encanta. . —Feliz jodida Navidad es correcto. puedo mirarla y sonreír. Arrugo la frente hacia él antes de darle la vuelta. casi enloquezco. No deja de sonreír todo el tiempo que comemos y en el momento en que terminamos. —Parece que está caminando sobre cáscaras de huevo. comiendo rápidamente así podemos abrir los regalos. algunas prendas que son como bofetadas para mí. Pero ahora. preocupado de que no me gustara. finalmente. Me está mirando con paciencia. solo hace un gesto hacia el paquete. mientras él prepara la sala de estar.

¡Sí. tirando la cabeza hacia atrás y sonriendo ampliamente. —Me encanta. —¿Mi turno? —pregunto en su cuello. Uno más. Lo habían enmarcado y me lo habían dado el mismo día. yo supe que serías mía para siempre. lo inclino con cuidado contra la pared antes de tirar mis brazos alrededor de su cuello y salpicar su cara de besos. tanto. En el interior es hay un anillo impresionante. sumergiéndonos en la alegría pacífica que gira en el aire. sosteniéndome con fuerza contra su cuerpo. Con lágrimas rodando por mi rostro. Es el mejor regalo que he recibido. Había tanto amor. Puede que no hayamos tenido el camino más fácil para llegar hasta aquí. casi no lo puedo ver a través de las lágrimas reuniéndose alrededor de mis ojos. Dios. Solo podían verse sus anchos hombros vestidos de camuflaje y su cabeza recién afeitada. —Sí. 175 Oh. Mío. fue todo por lo que oré. Es nuestro pasado y nuestro futuro y es absolutamente perfecto. me coloca sobre mis pies en el suelo y da un paso hacia atrás. Axel. desde el primer momento en que nuestros ojos se encontraron. Nos quedamos así durante un segundo. un millón de veces más! —grito y caigo al suelo lanzando mis brazos alrededor de su cuello y besándolo con tanto amor y exuberancia—. A cada lado de la piedra central Página —Izzy. nublando mi visión antes de caer por mi rostro. princesa. La felicidad y el amor que nos merecemos. ¡Sí! —grito. Tenía una sonrisa en su rostro y lágrimas en los ojos. —Me besa suavemente y envuelve sus brazos alrededor de mi espalda. con una mano colgando en el marco de la ventana y la otra estirada hacia abajo tomando la mía. Axel estaba colgado de la ventana del autobús. —Yo también te amo. . No pasó ni un día que no tuvieras mi corazón. desde este día en adelante. Te amo.La foto es de Axel y yo el día que se fue al campo de entrenamiento. extendiéndome tan alto como podía y sus labios a la espera de un dulce beso. Somos nosotros. Todo lo que he hecho en mi vida fue contigo en mi mente. haré todo lo que esté a mi alcance para asegurar que no sea otra cosa que la perfección. Un gran centro de diamante redondo está en lo alto de una banda de platino. Estaba de pie en las puntas de mis pies. princesa. Se ríe y abre la caja. Todavía recuerdo haber cortado su cabello sedoso la noche antes de irse con la cortadora de cabello de mi padre. ¿Me harías el honor más grande y te convertirías en mi esposa? —Cuando termina. Las lágrimas que se habían detenido están de vuelta con una ráfaga. Todavía recuerdo el día en que mi madre lo trajo de la tienda. nena. incluso cuando no creía que este momento fuera a llegar. Me había comprado un nuevo vestido de verano amarillo suave para llevar ese día y colgaba hermosamente de mi cuerpo juvenil. —Todavía no. En la foto. pero. Mete la mano en el bolsillo y saca una pequeña caja azul antes de caer sobre una rodilla delante de mí. promesa y tristeza en esa foto. —Afloja su agarre sobre mí.

hay tres filas de más diamantes. Le doy la caja con la etiqueta de perro y observo su rostro cuando la abre. Lo desliza en mi dedo y lleva la mano a los labios para un beso suave. Página —Lo llevaré siempre… nunca saldrá —dice. por fin. dejándola caer sobre su pecho. —Nos reímos juntos y coloca la caja a un lado. —Sí. 176 Levanta la mirada y la emoción en sus profundidades me hace tambalear un poco. esto es jodidamente increíble. No hay manera de que puedas superar eso —responde señalando mi mano. —Ofrece una sonrisa arrogante antes de caminar para tumbarse en el sillón que yo había abandonado. —El amor lo conquista todo —respondo con una sonrisa. pensé que era perfecto. Es el anillo más hermoso que he visto en mi vida. sí. —Oh. De alguna manera. su cálido aliento haciendo cosquillas en la piel. —¿Es este…? —Se apaga. Su rostro vacío de emociones. sacándolo de la caja y tirando de la cadena sobre su cabeza. en realidad —añado caminando hacia el árbol y sacando una pequeña caja. —Se ahoga—. simplemente mirando la caja. —Le devuelvo la sonrisa. siendo la fila central ligeramente más grande que los dos en el exterior. . Se sienta allí durante mucho tiempo. —Jesús. Toma el collar ligeramente con los dedos y se da cuenta del diamante por primera vez. me ayudaste a elegir este. pero nunca dejé ir ese anillo. Izzy. —Es… es perfecto —susurra. lo guardé. Se ríe cuando llega a la de ropa interior de Victoria Secret. —Finalmente vas a ser mi marido. las mariposas aumentando la velocidad en el estómago—. princesa. Lo mira por unos minutos más y me pregunta qué significa la línea al final. esto será difícil de superar. POR FIN. —Uno más —digo. —Está bien. No puedo dejar de pensar por fin. Sonrío para mis adentros y empiezo a darle las cajas. Le doy otro beso antes de alejarme y mirar mi mano. princesa. Encerrado. —Las grandes mentes piensan igual. —Finalmente vas a ser mi esposa —dice contra mi mano.

a mi vientre. Página Me deja sobre mis pies de nuevo y cae sobre sus rodillas. Este día ha sido perfecto y oro porque esta sea la cereza del pastel. La tiene al revés en un primer momento y me mira con una expresión de perplejidad que se convierte en un cuestionamiento cuando se da cuenta de mis nervios. —Princesa… —gime. llevando sus brazos para secarse los ojos. levantando mi camisa y presionando un suave beso en mi vientre plano. Observo cuando las nubes se aclaran y su mandíbula cae de sorpresa. Me mira. Mis propias lágrimas se vienen liberando. . luego de vuelta a mi rostro antes de volver sus ojos a la taza que sostiene con reverencia en sus manos. Toma la taza de café y la hace girar. Me mira con sus ojos esmeralda brillantes llenos de paz y amor cegador. tendría que aprender. La preocupación dentro de mí está empezando a echar raíces y siento como si pudiera enfermarme. Dios. Extendiendo sus manos ampliamente a través de mi vientre y susurrando a la piel: 177 Me río de su vivacidad. Se queda allí sentado.Si viene este verano”. puedo sentir sus lágrimas mojando la piel a través de mi camisa. una enorme sonrisa viene en su rostro—. Hipo en un sollozo y paso mis manos por su cabello. Pone la taza sobre la mesa de café antes de ponerse de pies. ¿Vamos a tener un bebé? —repite. »¿Un bebé? ¿Vas a tener a mi bebé? —dice con asombro—. pero si él no quería nuestro bebé. La taza gris tiene una copia de la primera imagen de la ecografía en ella y debajo de la imagen dice: "Papá #1 . luego hacia abajo a la taza de café. No alcanzo a ver su expresión antes de que envuelva sus brazos alrededor de mí y me abrace. —¿Axel? —le pregunto. sabiendo lo que está viendo. Oh. —Vamos a amarte tanto pequeño. Su cuerpo gigante comienza a temblar ligeramente por debajo de mis brazos y me doy cuenta de que está demasiado abrumado por las emociones para hablar en este momento. —Vamos a tener un bebé. Lo abrazo y me abraza. y una pequeña sonrisa tira de mis labios.La sonrisa en su rostro es de pura felicidad. ¡Vamos a tener un bebé! —Salta a través de la sala de estar y me recoge en un fuerte abrazo antes de darme vueltas. —Envuelve sus brazos alrededor de mi cintura y me abraza con la cabeza contra mi estómago. Se inclina hacia atrás y me mira a los ojos. Todavía no puedo juzgar su estado de ánimo o sentimientos acerca de convertirse en padre. —Gírala —digo mientras giro mi dedo en un círculo. no sabía qué haría si no estaba feliz por esto. Está en silencio durante tanto tiempo que empiezo a preocuparme. Comienza arrancando el papel y abre la tapa de la caja antes de sacar la taza. No puedo soportar la idea de estar sin él. con la cabeza inclinada y simplemente mirando la taza. Lo imagino en mi mente.

.Abrazo su cabeza contra mi piel y repito: Página 178 —Vamos a tener un bebé.

Ax! Sabes que tengo que irme antes de que Dee comience a golpear las puertas aquí. El deseo de arrastrarme de nuevo a la cama y acurrucarme contra él es fuerte. está extremadamente feliz y quiero esa cercanía que solo él puede darme. sino que nuestro bebé está creciendo dentro de mí. sus brazos por encima de mi estómago. Me detengo para mirar su figura dormida. pero tengo que apurarme para poder hacer mis planes con Dee y volver a casa lo suficientemente temprano para ir a cenar. . las sábanas oscuras cuelgan bajo en sus caderas desnudas. —¡Oye. Debería ser ilegal que lucieras tan bien por la mañana. —¡Me estás matando. salgo del armario y casi choco con Axel. Una vez que Dee y yo consigamos hablar. Suficientemente bueno para comer. pasamos el resto del día en cama. nena. Respondo y pongo el altavoz antes de dejar el teléfono a un lado. 179 Un ruido sordo suena de sus labios. Una vez que Axel hubiera sobrepasado la sorpresa. No solo estoy comprometida y a punto de casarme. acariciándola ligeramente un par de veces—. Horas. Te tendré así al borde por horas. recordándome que configuré la alarma para poder levantarme e ir a lo de Dee antes de que sea demasiado tarde. sé que no volveré a casa pronto. Agarrando mis botas negras. Me encanta lo duro que estás por mí. esta vez con ropa. Me pongo mi par de leggings favoritas y un suéter de punto grande. Levanto el brazo de Axel de mi vientre y camino por la habitación hacia el baño. —Golpea mi culo antes de entrar al baño y encender la ducha—. Nos dormimos luego de la medianoche.A ún no puedo creerlo. —Beso la comisura de sus labios y me alejo antes de que pueda agarrarme. celebrando como él dijo. Tiene un brazo sobre su abdomen y el otro extendido bajo la almohada. Mi teléfono comienza a vibrar a la mañana siguiente. ¡te amo! Mi teléfono suena de camino a la casa de Dee. Lo miro desde la cabeza hasta su gran polla dura hasta los pies. sosteniendo mi vientre con su gran mano. Llámame cuando llegues —grita por encima del ruido de la lluvia de la ducha. Alex y yo tenemos planes de ir a cenar esta noche y celebrar. —Rozo mi mano por su estómago y agarro su polla. tú! Feliz Navidad. Página —Recuerdas ese momento anoche cuando me estabas rogando que te dejara venirte. No puedo decirle que no. —Lo haré.

Mi cabello está volando alrededor de mi cabeza cuando una fuerte ráfaga golpea mi rostro.—Feliz Navidad. cambiaría un par de veces antes de que llegara el fin de semana y no habría nieve. Mis manos están lo suficientemente llenas con las cosas que tengo para Dee. Página Subiendo por el pequeño sendero. pero conociendo el clima de Georgia. esta se abre completamente y me encuentro con los perturbadores ojos marrones de mi ex marido. 180 Me dirijo hacia el maletero y recojo todos los regalos que tengo para Dee. También te extrañé. presiono su nombre y espero que comience a sonar mientras meto mi llave en la cerradura. pero antes de que pueda abrir la puerta. Es una mañana hermosa. Hace clic. todavía debe estar en el baño con la música a todo volumen mientras se prepara. Conozco a Greg. vuelvo a mi auto. Dejo caer algunos de los paquetes de mis brazos antes de poder sacar las llaves de mi cintura. Se habló de nieve este fin de semana. Conociendo a Dee. no se sentía correcto abrirnos a todos. —Río y continuamos con nuestra charla informal antes de colgar. Tirando de mi abrigo contra mi cuerpo. ¡Mierda! Me olvidé de llamar a Axel. Me alegro de poder verte hoy. su sonrisa fría y malévola. tengo noticias. —Algo me dice que Reid no quería compartir tu tiempo. Te extrañé ayer. Justo le estaba diciendo a Ax anoche que teníamos que invitarlos a todos ustedes a cenar. pero no responde. —No me lo perdería. —Suena bien. ya habría salido corriendo por la puerta como una porrista consumidora de crack. me detengo para sacar mis llaves de mi bolsillo. Les daré algo de tiempo a Dee y a ti para que hagan sus cosas. dejando los que son de Greg para después. Brandon sonríe. nena. pero no hay forma de que adivine ambas. Además. —Sonrío cuando la línea queda en silencio. Si ella estuviera levantada. princesa —oigo a través de la línea. —Oye. pero siendo nuestra primera Navidad juntos desde que volvimos. causando que me estremezca. ¿cierto? —Ah… algo así. El cielo está despejado y azul y el frío del invierno está soplando suavemente. G. —¿Estás ahí? —oigo que llama desde lejos. Puede que adivine una correctamente. Sacando mi teléfono. nena. en este momento probablemente esté imaginándose todo tipo de “noticias” que podría tener para él. Dejo a un lado el destello de preocupación que flota por mi piel. Mi cuerpo está congelado por el terror. Tengo que terminar algo de trabajo antes de dirigirme hacia allí. Me dirijo a lo de Dee ahora si quieres reunirte con nosotras para almorzar. —Lo sé. además de ser una tan llena de momentos especiales para nosotros como pareja. Intento llamar a Dee para hacerle saber que Greg va a venir. Tengo tus regalos en el auto. —La voz profunda de Greg suena a través de la línea—. . Me siento un poco mal por cerrarnos a nuestros amigos ayer. Estaciono en la entrada de mi vieja casa con Dee y bajo.

181 —¡Bastardo! —grito y voy a moverme de mi lugar en el suelo. pero están fuertemente atadas con amenaza. Sus ojos están muy abiertos y continúa sacudiendo su cabeza suavemente. pero me detengo cuando mi cabeza comienza a latir con fuerza. No podemos tener eso ahora. Justo le estaba haciendo unas preguntas sobre mi encantadora esposa cuando llegaste. Es bueno saber que no carece de modales. pero escaneo la habitación rápidamente. Ganaré. estúpida puta. . causando que el mundo a mi alrededor de desvanezca en negro. Me detengo en mi movimiento. pero me detengo cuando apunta su arma hacia mí. Isabelle. ¿mmm? Su paseo continúa y cuando Dee deja escapar un suave gemido. Trata de mantenerse fuerte. Mi querida esposa parece haber olvidado su lugar en el mundo. Gracias. Estabilizo mi resolución y enderezo mi espalda. pero hay lágrimas secas por todo su rostro. Ya puedo ver un moretón formándose en su mejilla y su cabello está tirado hacia un lado en una cola de caballo. no. ¿o sí? Te sientas de una jodida vez y te callas. Hay tanto control en esas dos palabras. El destino finalmente esta de MI lado.—Hola. Todo se precipita sobre mí y mi sangre se vuelve hielo cuando levanto la mirada y veo a Brandon de pie sobre Dee. Tiene los brazos de ella atados detrás de su espalda y un pedazo de cinta sobre sus labios. Ella cae hacia atrás en el sofá y no se mueve. Muevo mis ojos de su rostro al de ella y veo una vez más cómo está. Página —Oh. Todos los paquetes caen de mis brazos. uniéndose a mi teléfono en los escalones de entrada. por hacer que fuera tan fácil encontrarte. Tiene que haber otra manera. No dejaré que gane. — Sacude su cabeza de adelante hacia atrás y comienza a pasearse detrás de Dee. »Tu noviecito ha estado causando problemas. —Esta pequeña perra fue lo suficientemente agradable de invitarme. Sus ojos están muy abiertos y aterrados. Me doy vuelta. Puedo verla rogándome que no haga nada estúpido. Isabelle —dice Brandon. —¡Izzy! —escucho justo antes de que Brandon se estire y golpee su puño en mi sien. Me pregunto cuánto le llevara al hijo de perra venir corriendo a rescatarte. Isabelle. Me alegro de que pudieras unirte a nosotros. ¿Por qué no recuerdo lo que sucedió? —Ah. Isabelle. su mano se dispara y la golpea con fuerza en el rostro. —Mis ojos se abren y miro alrededor de la sala de estar de Dee. yo no haría nada precipitado. Te advertí lo que sucedería si no retrocedía. ¡Dios! ¿Por qué me duele la cabeza? Mierda. Me controló durante demasiado tiempo y finalmente soy feliz. Eso fue todo lo que necesité para librarme de mi estado de conmoción.

¿sabes lo que sucederá después? —Ni siquiera pestañea cuando hace una pausa. El sonido que sale es bestial y me asusta mucho. Sus palabras son duras y escupe todo mi rostro cuando habla. —Pequeña puta. Voy a rasgar la ropa de tu cuerpo y haré que observe mientras te tomo por todo la mierda que ÉL causó. ¿Cree que puede tomarte de mí? Puedo intentarlo. Tengo que mantenerlo enfocado en mí. pero quizás pueda salir lo suficientemente rápido para esconderme. Balancea sus ojos salvajes sobre mí y echa la cabeza hacia atrás. Luego voy a meter una bala a través de tu jodido corazón mientras él observa. Lo que necesitas entender es que nunca te desharás de mí. Voy a hacer que observe cuando te incline sobre mi rodilla y te castigue por toda la mierda que has causado. pero ¡estará nadando a través de un mar de balas antes de que permita que ponga sus viles manos en MI ESPOSA! —Puedo ver que el control en sus ojos se rompe y es como ver una luz apagándose. por favor. ¡Eres mía! ¡Me oyes. Sé que Axel está en camino y eso me tiene más asustada que el hombre loco de pie frente a mí con una pistola. no. vete —le ruego. Un frío por el miedo recorre mi cuerpo. Mientras no puede hacer nada para detenerme. —¿Piensas que voy a dejar que te tenga? Oh. Esa sonrisa malévola se forma y su rostro es transformado de su normal aspecto guapo de alguna manera a uno de pura maldad—. Isabelle. Mi único pensamiento es liberarme y sacar a Dee y mi bebé a salvo de su locura. Levanta su mano y comienza a tirar de su cabello y golpear el mando de su pistola contra su frente antes de apuntarla hacia Dee. Brandon? —pregunto. —¿Por qué? ¡Porque ese hijo de perra arruinó todo! ¡Finalmente iba a tenerlo todo y él tuvo que arruinarlo todo! ¡No dejaré que también te lleve a ti! ¡ERES MÍA! —grita. Es peligroso. Siento como si mi cabello estuviera siendo arrancado de las raíces cuando comienza a tirar para ponerme de pie. déjanos en paz. Por favor.Voy a ponerme de pie nuevamente cuando camina rápidamente hacia mí y me agarra del cabello suelto. Isabelle! ¡No dejaré que ese bastardo toque lo que es MÍO! —grita. Incluso con el miedo corriendo por mi cuerpo. 182 Un gemido suena desde el sofá y veo que Dee comienza a moverse. ¿Crees que no sé que fue él quien tiene a la policía persiguiéndome? Y. ¡Mierda! No puedo dejar a Dee. Brandon. Se inclina y lleva su rostro hacia el mío. Crees que puedes ir por ahí abriendo las piernas para otro hombre. Este no es mi ex marido. Está bloqueando el pasillo hacia la puerta principal. Página —¿Por qué. Eso está bien —dice cuando mis ojos se agrandan—. pero no el que sale a la cocina. con la esperanza de distraerlo de Dee. —Por favor. . La irracional locura se ha apoderado de su sentido común y la oportunidad de razonar que podría haber tenido—. llegando hasta los huesos. Enloqueció completamente. ¿Qué quieres? ¿Dinero? Puedo conseguirte mucho. No queda ni un gramo de humanidad en este hombre. sé que tengo que alejarme de él.

Con una sonrisa malévola. Dios. —Ponte debajo del escritorio y no te muevas —le digo. Brandon se da vuelta. No dejaré que gane. pero antes de que pueda llegar a él. abro mis piernas y espero. Esperamos congeladas por el miedo mientras Greg se acerca a Brandon. Empujo a Dee detrás de la isla y miro alrededor en busca de alguna forma de protección. no! Voy a perder a todos los que amo en un momento si Brandon lo ve. Golpea su muñeca y luego inclina su cabeza hacia la cocina. ¡Oh. ¡Gracias. Dios! Levantándola. ¡Maldición! Los cuchillos están junto a la puerta abierta por la que acabamos de pasar. Me agacho y compruebo a Dee. si puede correr. Está temblando. Lo único que puedo ver es la sartén de hierro fundido del desayuno de Dee en el horno. Veo una sombra cruzar el umbral y mi corazón se acelera cuando me doy cuenta de quién es. Greg. La observo escabullirse al otro lado de la isla y esconderse debajo del escritorio integrado en la pared. Parece que hace una pausa confundido por un segundo y eso es todo lo que necesito para saltar. No hay forma de que pueda latir tan rápidamente y no me delate. Me mira y puedo ver el miedo en sus alarmados ojos marrones. . El sonido del disparo de la pistola hace que flaquee. Mi corazón se va a detener. Los ojos de Dee están muy abiertos. Greg! Página El futuro que merezco. No dejaré que se robe mi felicidad. Volviendo al centro de la isla. Trabajo rápidamente en el nudo detrás de su espalda antes de dejar que se mueva de mi lado. lo escucho y mis miedos son confirmados. pero parece estar bien. Se mueve ligeramente desde el pasillo. Empujo la silla detrás de ella y cubro su cuerpo lo mejor que puedo. agarrar a Dee del brazo y llevarla conmigo mientras corremos hacia la cocina. luego lanzo mis ojos hacia la cocina. No sé quién va a venir alrededor de esa esquina. Sus piernas no están atadas y. puede que podamos salir de esta habitación. pruebo el peso del metal en mi mano antes de sostenerlo sobre mi costado. El futuro que me he ganado. ¡Dios. Escucho los sonidos de ellos chocando detrás de mí mientras nos alejamos. pero no mueve su pistola del cuerpo de Dee. Llevo una mano a mi costado y le hago un movimiento de que espere. Un futuro con Axel y nuestro bebé. pero estoy lista. diciéndome silenciosamente que corra cuando él haga un movimiento.Su paseo continúa. Se lleva un dedo a los labios. 183 Es tiempo de recordar lo que es importante y luchar por el futuro que deseaba.

Me mira a los ojos confundido antes de caer al suelo. Lanzo la sartén a un lado y salto sobre su cuerpo caído. Ven aquí. quien no se mueve incluso con la fuerza de mi peso golpeándolo. Justo cuando mis manos se envuelven alrededor del mango. —No te preocupes por él. pero lo empujo a un lado y enderezo mis hombros. sorprendida de que mi voz suene fuerte y segura. **** Página Puedo escuchar a Dee gritando en la otra habitación. pero antes de que mi brazo caiga a un lado. »¿Dónde está esa pequeña perra amiga tuya. —Da un paso hacia adelante. . El temor por Greg resurge. Intento alcanzarla varias veces antes de finalmente conseguirlo. Ahogándome en el sollozo que se escapa de mi boca. Antes de poder enderezarme del suelo. Isabelle? —Inclina su cabeza a un lado y me doy cuenta que su brazo izquierdo está colgando en un ángulo extraño y su pistola no está. —¿Dónde está Greg? —pregunto. —No. 184 —¡Vete a la mierda! —grito y aprieto el gatillo. supero el abrumador miedo corriendo por mis venas y dejo que el entumecimiento se haga cargo de mi cuerpo. Da un paso hacia adelante. No dejaré que este hombre gane. Isabelle. Nunca más. Su cálida sangre empapa mi costado. escondida debajo del sofá. ¿Isabelle? Sal. Solo hay unos pocos pasos más antes de que rodee la isla—. vaciando cada bala en su pecho. ¡sal de donde quiera que estés! —Se ríe de nuevo antes de entrar a la cocina. Me siento ligeramente mejor sabiendo que Greg pudo pelear. pero no llega muy lejos antes de que me balancee y choque la sartén contra su cráneo. —Mi voz suena poderosa en la quietud de la casa. —Vas a lamentar eso. Mi cuerpo choca con Greg. comienzo a buscar la pistola frenéticamente. Me arrodillo y busco debajo de todos los muebles antes de encontrarla en la esquina más alejada de la habitación. perra —escupe.—Oh. Se lanza hacia adelante. Vagamente escucho la pistola cayendo al suelo antes de desplomarme contra el cuerpo de Greg y la oscuridad vuelve a envolverme. pero se detiene cuando levanto la pistola al nivel de su pecho. Miro el inquietante rostro de Brandon y sonrío cuando siento el frío metal de la pistola aún en mis manos. lo oigo. mi cabello es agarrado por manos fuertes y me tira contra la pared más lejana. Corro dentro de la sala de estar y casi me caigo al suelo cuando veo la figura quieta de Greg y una piscina de sangre formándose debajo de su pecho.

Axel
—¡IZZY! —grito de nuevo al teléfono, bajo las escaleras corriendo y salto dentro de
mi camioneta. Cuando oigo la voz de su ex esposo a través de la línea en vez de la voz de
Izzy, pensé que mi mente estaba jugando conmigo. Hemos estado buscándolo durante días.
Ni una maldita pista de dónde ha estado y en el segundo que ella está fuera de mi vista… la
peor situación posible se desenvuelve y estoy indefenso. No hay manera de que pueda
llegar allí lo suficientemente rápido.
Agarro mi teléfono mientras salgo a toda velocidad por la calle y llamo a Greg; la
única persona en la que puedo pensar que estará lo suficientemente cerca para salvar a mi
chica.
—Qué pasa, Reid, recién hablé con…
—Cállate, ¿dónde carajos estás? —interrumpo.
—Maldición, yendo a la casa de Dee, Izzy lla…
—Brandon está ahí —interrumpo de nuevo. No tengo tiempo. Izzy no tiene tiempo.
—¿Qué? —Todo tono de burla ha desaparecido de su voz ahora.
—Recién recibí una llamada de Izzy, pero fue a él a quien escuché en la línea. No la
escuché a ella ni una vez, Greg. —Tomo un segundo para calmarme antes de poder
continuar. El hecho de que no sé si ella está bien no se pierde en mí—. Estoy muy lejos.
Llega allí, Dios, por favor llega allí y salva a mi chica. —Ni siquiera me doy cuenta que
hay lágrimas corriendo por mi rostro hasta que oigo la angustia que tiñen mis palabras.
—Estaré ahí en cinco minutes. Llegaré a ella.
—No dejes que la aleje de mí —le ruego.
—Entendido. —Toma una profunda respiración y sé, sé lo mucho que se está
frenando en este momento. Greg ama a Izzy y, por primera vez, me doy cuenta de lo
poderoso que es su vínculo. Él ha sido su familia y su apoyo cuando yo no pude serlo. Si
alguien más pudiera entender cómo se siente mi pánico en este momento, ese sería Greg.

Silencio.
Silencio y sollozos.

Página

Rompo cada límite de velocidad y cada ley de tránsito para llegar a lo de Dee en la
mitad de tiempo que normalmente llevaría. Estaciono mi camioneta en el césped frente a su
casa y la pongo en modo “estacionamiento” antes de saltar fuera y correr hacia la puerta.
Veo la camioneta de Greg a un costado estacionada en un ángulo extraño. Compruebo, pero
no lo veo afuera. La puerta principal está abierta y no hay movimiento adentro.

185

Tengo que confiar que puede llegar a tiempo. No hay forma de que ella sea alejada de
mí dos veces.

Sacando la pistola de mi funda del tobillo, camino lentamente por el umbral y por el
largo pasillo. El sollozo se vuelve más fuerte y, por primera vez desde que llegué, respiro.
Es un sollozo femenino.
La esperanza se enciende a la vida y me apresuro alrededor de la esquina, pero me
detengo en seco ante la escena delante de mí. Lo primero que veo es el cuerpo inerte de
Brandon en la apertura a la cocina. No necesito comprobar para saber que no está
respirando. No hay manera de que hubiera sobrevivido con tantos agujeros en su pecho.
Dee está en el suelo junto a la maraña de cuerpos de Izzy y Greg.
—¡NO! —rujo corriendo hacia ellos, resbalando en la sangre que cubre el piso
alrededor de ellos—. ¡Oh Dios, Izzy!
—L-l-lamé al 91-1 —tartamudea Dee a mi lado—. No es de ella —susurra.
—¿Qué? —Sollozo, pasando mis manos por el cuerpo inmóvil de Izzy, buscando
cualquier signo de lesión antes de moverla suavemente a un costado. Su pecho está
subiendo y bajando normalmente y su color es ligeramente más pálido de lo normal. Aparte
de unos pocos cortes y moretones, no parece estar lastimada.
Volviéndome hacia Greg por primera vez, registro sus palabras.
—¡Joder! —Lo giro hacia un lado y veo el húmedo agujero en su costado—.
¡JODER! —Rasgando mi camisa sobre mi cabeza, la presiono contra su vientre y espero
poder hacer lo suficiente para mantenerlo estable antes de que llegue la ambulancia—.
Verifica su pulso —le digo a Dee, pero cuando la miro está llorando sobre el cuerpo de
Izzy. Mi corazón se detiene por un segundo cuando vuelvo a mirar su figura inmóvil. ¿Por
qué no se está moviendo?
Volviendo mi atención a Greg, llevo una mano a su herida y compruebo su pulso.
Lento, pero está ahí. Sostengo mi camisa contra él y espero.
Esperamos durante lo que parece una eternidad antes de que los paramédicos
comiencen a correr a través de la casa. Greg es cargado rápidamente y llevado con Dee en
la parte posterior con él. Me dejo caer junto a Izzy donde los paramédicos están trabajando
en ella.
—¿Señor? ¿Señor? Necesito hacerle algunas preguntas —pide el oficial.
—Ahora no. —Paso mi mano por su cabello y rezo. Tiene que estar bien. Tiene que
sobrevivir.

Dejo escapar el aliento que no me di cuenta había estado conteniendo y dejo caer mi
cabeza en su hombro y lloro.

Página

—No lo sé. Parece que es la forma que tiene su cuerpo de protegerse. Todos sus
signos vitales están bien, geniales, en realidad, considerando la situación. —Me da una
mirada llena de compasión—. Va a estar bien.

186

»¿Por qué no se despierta? —le pregunto al paramédico a mi lado.

—Está embarazada —le susurro al hombre a mi lado—. Está embarazada de mi bebé.
—Mis palabras suenan extrañas en mis oídos y sé que no seré capaz de mantenerme
tranquilo por mucho tiempo si no veo esos hermosos ojos pálidos pronto.
—Entendido. Vamos a cargarla ahora. ¿Es usted el esposo? —pregunta.
—Sí —respondo y rápidamente los sigo a la ambulancia.
—Señor. Necesitamos su testimonio —dice el oficial corriendo detrás de nosotros.
—Ahora. No —repito—. Quiere un testimonio, métase en el auto y sígame al
hospital. NO voy a irme de su lado. Me oye.
El joven oficial se detiene en seco y parece conmocionado ante el calor detrás de mis
palabras. No era lo que estaba esperando. Sé que se está preparando para protestar, pero lo
interrumpo rápidamente.
—Mire —Hago una pausa para ver la etiqueta con su nombre—, oficial Benson, no
estoy tratando de jodidamente huir. Esta mujer es MI vida y no dejaré que salga de mi vista
luego de esta mierda. ¿Puede intentar entender por lo que estoy pasando durante un jodido
segundo y seguirme al maldito hospital, sí? —digo, pero me doy vuelta y me subo sin
esperar su respuesta.
La ambulancia se pone en marcha y pongo su mano en la mía y me inclino hacia su
oreja.
—Te amo, princesa, despierta ahora para que pueda ver esos ojos mirándome.
Déjame ver eso, nena.
Mantengo mi cabeza en su oreja y susurro todo y cada cosa que puedo pensar para
hacerle saber que está a salvo y que estoy aquí. El viaje de diez minutos al hospital llega a
su fin y, antes de que puedan bajarla, sus ojos se abren y se encuentra con mi mirada.
—Oye, princesa —digo, la emoción engrosando mi voz y el alivio golpeando hasta
mi centro—. Oye, mi amor.
—Axel… te… amo —dice débilmente antes de cerrar sus ojos e irse a la deriva de
nuevo.
Salto y sigo a la camilla a la sala de emergencias. Finalmente, respiro con facilidad
por primera vez desde que respondí su llamada más temprano.

Lo primero que noto cuando me despierto es el silencioso zumbido. Abriendo mis
ojos, miro alrededor de la habitación de hospital tenuemente iluminada, tratando de
orientarme en mis alrededores. Siento un suave cosquilleo en mi brazo y muevo mi cabeza
a un costado para mirar.

Página

Izzy

187

****

Axel está sentado al lado de mi cama con su silla tan cerca como puede. Mi mano
derecha está agarrada firmemente por la suya y sus labios están presionados contra mi piel.
El zumbido que sigo escuchando viene de él; su suave murmullo contra mi piel. Está
hablando lo suficientemente bajo para que pueda entender sus palabras, pero su tono es
ligero y amoroso.
—¿Ax-xel? —digo, mi garganta está seca y duele sacar las palabras de mis labios.
Su cabeza se dispara hacia arriba y sus ojos rojos se encuentran con los míos.
—Princesa… —susurra. Lágrimas se están formando en sus ojos y una pequeña
sonrisa tira de las comisuras de sus labios—. Mi chica, mi valiente chica —dice y unas
lágrimas caen de sus párpados. Cierra sus ojos fuertemente y más lágrimas se derraman—.
Pensé que te había perdido. Cuando caminé alrededor de la esquina y te vi… te vi en el piso
sobre toda esa sangre… —Se calla, pero no antes de que sus palabras golpeen mis oídos.
¿Sangre? No estaba sangrando. ¿O sí? ¡Oh, no! ¡El bebé!
—¿El… el bebé? —susurro con voz ronca—. Por favor… —Sacudo mi cabeza con
violencia con lágrimas derramándose por mi propio rostro. ¡Nuestro bebé no! Dios, por
favor, ¡nuestro bebé no!
—¿Qué? Oh, Izzy, no, nena. El bebé está bien, tú estás bien. Lo lamento tanto, no me
refería a tu bebé. Princesa, deja de llorar, te prometo que nuestro bebé está bien. —Me
tranquiliza rápidamente una y otra vez diciéndome que nuestro pequeño milagro está sano y
a salvo.
Cuando finalmente me calmo, miro sus ojos, sus hermosos ojos.
—¿Estamos bien? —pregunto.
—Ambos están perfectos —responde, sonriendo antes de darme un suave beso.
—¿Greg? ¿Dee? —pregunto cuando se mueve para sentarse a mi lado en mi cama.
—Dee va a estar bien. Está conmocionada, conmocionada de una forma jodidamente
mala, pero estará bien. Por lo que dijo, Brandon solo había atado sus manos y puesto cinta
adhesiva en su boca. Había estado durante una hora antes de que aparecieras. Creo que lo
peor de sus heridas son las que le registró cuando abrió la puerta principal y un labio
partido. Está bien, nena.

Tomo eso y trato de procesarlo. Lo entiendo, yo tampoco querría seguir allí.
—Le ofrecí que se quedara con nosotros durante un tiempo, pero dijo que tendría que
pensarlo.
Frunzo mi nariz ante eso.
—¿Por qué necesitaría pensar sobre quedarse con nosotros?

Página

—Beck le dijo que se fuera. La va a llevar a su casa durante un rato. Ella dijo que iba
a poner la casa en el mercado.

188

—¿Dónde está? —pregunto, mirando alrededor de la habitación una vez más.

nena? Necesito sentirte cerca. inunde mi cuerpo. Sé que debe estar hecho un lío por todo lo que pasó. 189 —Amo ese sonido. ¿de acuerdo? Levanto la mirada y veo la más ligera preocupación cruzando por sus ojos antes de que la enmascare rápidamente. —Mi pánico está volviendo. Cuando me oye. Nunca he estado tan asustado en mi vida. no se estaba moviendo en absoluto. Izzy —susurra en mi cabello y me aprieta fuertemente—. pero veré lo que puedo hacer con respecto a tu excursión. que solamente él puede darme. Ax. quien no me ha soltado ni una vez desde que me desperté. Afortunadamente. tengo —respondo y me muevo ligeramente para que pueda apoyar su cuerpo cerca del mío. ¡necesito verlo! —grito. Cuando me liberaron. Maddox y Coop estaban en la habitación cuando llegamos. Está en recuperación. No era nada serio. —Se inclina y me da un suave beso—. —Sí. Página Pasé la noche en el hospital. salí de todo el calvario con un pequeño bulto en mi sien. Recordando cómo lucía Greg. Prometo que está bien. nena. —Entiendo. Nos quedamos así. —Está bien. Axel y yo nos dirigimos al piso en el que estaba Greg. No había nada malo conmigo. —Nunca quiero sentir ese miedo de nuevo. —Nena —dijo. juntos y entrelazados hasta que entra la enfermera. Realmente necesito verlo. Axel.—No lo sé. Eso es algo que tú tendrás que preguntarle. Nena. oye… cálmate. pero querían controlar mis signos vitales y asegurarse que la herida en mi cabeza estaba bien. respirándolo y dejando que la paz. No pude evitar reírme del puchero que lucía mientras ella terminaba de checar mis signos vitales. —¿Qué hay de Greg? —pregunto. pero aturdido. Entré en su habitación del brazo de Axel. con una lágrima cayendo de su ojo—. princesa. Necesito ver con mis propios ojos que va a estar bien. ese aspecto desaparece al instante y me mira con una enorme sonrisa. Hace un rato salió de cirugía. Es un suertudo hijo de perra. . princesa. Y no se estaba moviendo. Parecía muerto—. pero envuelve sus brazos fuertemente alrededor de mí y me acurruco. —Oye. eres un espectáculo. Axel. Greg levantó la mirada y una pequeña sonrisa se formó en sus pálidos labios. Sí. ¿Tienes lugar para uno más ahí. El sonido más hermoso en todo el jodido mundo. Haré que eso suceda. La bala atravesó y no llegó a ningún lugar importante. casi con miedo de saber. —Su máscara se desliza un poco para que vea la vulnerabilidad latente bajo la superficie. princesa. Greg estaba despierto. —¿Realmente está bien? Había tanta sangre. pero se está conteniendo y siendo fuerte por mí. Sus pies están colgando al extremo y gran parte de su cuerpo está colgando del borde. Se queja hasta que él se mueve de nuevo a su silla. —Va a estar bien. sin vida. aunque jodidamente seguro parecía que así era.

—Sí. —¿Estás bien niña? —pregunta cuando Coop finalmente cierra su boca. . Mía —le dice a Maddox y tira de mí contra su cuerpo. El bebé y yo estamos bien. Le pongo los ojos en blanco a Maddox antes de darme la vuelta y caminar de regreso a Axel—. Y los brazos de Axel están alrededor de mí. Izzy —escucho a Axel decir detrás de mí. —Nena. —Estoy bien —digo sobre su pecho. —¡Pensé que estabas muerto. Maddox estaba sacudiendo su cabeza. Coop le está contando a Maddox sobre todas las enfermeras que están buenas. pero sus ojos nunca se alejaron de los míos. Página 190 La vida es buena. pero está de acuerdo y me siento allí. eso fue todo lo que tuve antes de quebrarme y enterrar mi cabeza en la cama junto a su cadera. —Ven aquí.Camino hacia un costado de su cama y empujo a Coop de la silla en la que estaba sentado. sosteniendo su mano mientras la conversación continúa a nuestro alrededor. G! —Lloro más fuerte en su cama—. Greg y Dee están bien. Abre los brazos cuando me acerco y envuelvo los míos alrededor de su espalda. —Bien. —Oye. estoy bien. Nada que no pueda manejar. Recibimos una extraña risa de Maddox y justo así la tensión en la habitación se levanta y podemos respirar tranquilos de nuevo. Axel le da a mi hombro un apretón en apoyo y salto para ponerme de pie y camino hacia Maddox. llevándola más cerca de la cama. eso es bueno —dice y me da un pequeño apretón antes de liberarme. ¡Nunca más hagas esa mierda! Se ríe. que siguen apareciéndose para ofrecer baños de esponja y cómo puede que tenga que ser baleado si eso es lo que le espera. Axel apareció detrás de mí y me frotó la espalda.

Me pongo de punta de pie y envuelvo mis brazos alrededor de su cuello. hice una cita con el Dr. Mis pesadillas disminuyeron y son distantes entre sí. —Baja sus manos. —Está bien. deslizando sus brazos alrededor de mi cintura y frotando sus manos sobre mi hinchado vientre. Me he vuelto fuerte y más fuerte cada día y es todo gracias a este hombre. pero no hay nada que me sirva. Página —Ten cuidado. 191 —Vale la pena. Ahora mismo estás buscando que se haga muy tarde —digo. nena. pero estoy viva y también lo está la gente que quiero. — Dejo mi rímel y me doy vuelta en sus brazos. mi maquillaje está listo en tonos neutros para que coincida con el color amarillo suave de mi vestido de verano. cuatro meses más tarde he llegado a un acuerdo con todo lo que había sucedido. Me encantaba. Había empezado realmente a mostrarse hace unas semanas. Los dos sabíamos que no estaba lidiando muy bien con el haber tomado su vida. me apuro. Maxwell. Finalmente. pero me encantaba más cuando Axel venía detrás de mí y ponía sus manos sobre mi pequeño vientre. Mi barriga empuja contra su duro estómago. El material se extiende a través de mi amplio pecho. Me encanta verte llevar a mi bebé. Axel. Me miro en el espejo y no puedo evitar una pequeña sonrisa.—¿Y 4 meses después a casi estás lista nena? —pregunta Axel. Unos dos meses después del ataque de Brandon. . enterrando mis manos en su grueso cabello. Cuando tengo momentos como este. Mi pequeña pancita había pasado a hacerme ver como con un poco de sobrepeso a una panza de bebé bien definida. Ha sido un camino difícil para nosotros desde ese día con Brandon. Mi vestido se levanta por mis muslos. recuerdo lo afortunados que somos. sola con Axel. Seguí arreglándome el maquillaje mientras él pasaba sus dedos alrededor de mi piel. abriendo mis piernas para que se acerque más a mi cuerpo. pero se ensancha contra mi vientre. me agarra por mis caderas y me coloca sobre la mesada. He estado llena de pesadillas y Axel ha estado lidiando con su preocupación por mi estado mental. Suelta una carcajada antes de presionar sus labios en los míos y haciendo que los dedos de mis pies se doblen con el calor de su beso. Habría estado lista antes. Mi cabello está colgando en ondas largas por mi espalda. —Tenemos que ponernos en marcha pronto si queremos llegar a tu cita.

Soy una enana alrededor de los gigantes. Hemos estado tratando de hacerle sentir las patadas del bebé desde hace semanas. 192 Me pongo unas chancletas y camino para encontrarme con Dee en el recibidor. Sorpresa. De cualquier manera.—Princesa. pero continúa bajando las escaleras. murmuro mi acuerdo y me inclino para otro beso. pequeña perra —digo y le sonrío. lo único que se siente bien son unas chancletas. Justo antes de que sus labios tocaran los míos. Axel? Él bufa. Está completamente paralizado con esta pequeña persona en mi vientre. pero justo ahora es mi feliz bloqueadora de pollas. Axel da un paso atrás y mira hacia abajo en completa sorpresa. ¿Dónde están todos? Axel gruñe y me ayuda a bajar del mostrador. Hoy teníamos nuestro control de la vigésima semana de embarazo y finalmente averiguaríamos si íbamos a tener un niño o una niña. El bebé patea unas cuantas veces más. podría tomarte en este momento y ni siquiera te importaría una mierda si perdemos esa cita y no pienses que no sé que has estado tachando los días hasta hoy. Página —Apestas. Está fascinado con esta sensación. Me estiro y agarro sus manos antes de ponerlas en el centro de mi panza. pero podía ver que ella estaba empezando a irritarlo. pero en el fondo esperaba que también lo fuera. observando las emociones atravesar sus guapos rasgos. —Me rio y lo abofeteo en el trasero antes de rodearlo y salir de la habitación. la sensación de nuestro bebé. Iz! ¡Te ves hermosa! ¿No es así. Yo seguía yendo y viniendo de uno a otro. Axel era firme que era un niño. —Pórtate bien. Claro que me sobrepasa con sus tacones de diez centímetros. —Se inclina y me da un beso. Papi. La mirada de pura maravilla en sus ojos trae una sonrisa a mis labios. ni una vez apartando sus manos de mi activo vientre. —No está equivocado. Podía imaginarme una pequeña versión de Axel corriendo por la casa. Se pudo haber ofrecido para que Dee se quedara con nosotros. esta era la primera vez que él había sentido algún movimiento. —En lo jodidamente suertudo que soy. —¡Lo que sea. pero el bebé o no estaba pateando o Axel simplemente no estaba allí cuando estaba activo. Me mira con su amplia sonrisa y sus ojos brillantes. En estos días. —¿En qué estás pensando? —le pregunto después de unos minutos. Se ve despampanante con un largo vestido anaranjado que le queda bien ajustado al cuerpo. Mira mi redondeado estómago y luego a mis ojos rápidamente. Hundo mis manos en la tela de su camisa. La amo. . Ella tiene el truco de saber cuando las cosas se están poniendo interesantes. Mantengo mis ojos pegados al rostro de Axel. asombro y encanto. —¡Hola! —escuchamos a Dee gritando por las escaleras—. hay una fuerte patada contra mi vientre.

Se había quedado en el hospital por casi dos semanas después del tiroteo. revisando sus correos electrónicos en su teléfono. pero me da un asentimiento con nada más que comprensión en sus verdes ojos. 193 —De acuerdo. Greg. ¿no has pensado en buscar un lugar para ti? Baja la mirada y se queda en silencio. Necesito enterrarme profundo. Sabía que estaría feliz por nosotros. Sigo la voz de Axel y lo encuentro en la cocina. pero ya estaba 100% curado. Greg solo se rio y me abrazó más fuerte.—¿Dónde está G? —les pregunto. Coop felicitó a Axel por sus “súper nadadores” y Beck ofreció unas felicitaciones corteses. Dee se puso a llorar. pero. Ella asiente y luego se va para agarrar su bolso. —¿Dee? —digo yo. Levanta la mirada y me detengo cuando veo el hambre en sus ojos. Dee? —pregunta él y me río por la expresión indescifrable de ella. Ha comprado libros de bebés y constantemente nos está llenando de información sobre bebés. —¿Estás bien con eso. sin embargo. Ax? —Sé que él está listo para tener su casa de vuelta. Miro a Dee y ella solo se encoge de hombros. había gritado de emoción y me había atraído en un gran abrazo que se ganó un gruñido de Axel. Le dijimos a todos juntos cuando tuvimos una pequeña reunión “solo para la familia” en la casa para darle la bienvenida a Greg. Dee ha estado luchando desde la escena de Brandon. llama a diario para revisar mi progreso. nena. Desde ese día. . princesa. Ha estado trabajando más y más en el escritorio de Axel en la oficina que tiene en casa que él mismo. Tiene problemas para sentirse segura y usualmente se apega a uno de nosotros. —Quédate por tanto tiempo como quieras —ofrece Axel. Dee. Dee. lo entendemos. pero está por las nubes con el hecho de convertirse en tío. —¿Cómo va la caza de casas. —¡Oh. si Dee o Greg. Iz! ¡Eso fue muy caliente! —dice Dee detrás de mí. Dios mío. No puedo esperar para volver aquí y arrastrarte de vuelta a la habitación. Prometido. Cierro los ojos y escucho a Axel dejar salir un montón de maldiciones. Maddox me mostró una rara sonrisa. —Dijo que estaba retrasado. algo sobre una cita y que nos verá en la oficina —grita Axel desde la cocina. Cuando les dijimos. Página Ella me mira con un ceño fruncido y puedo ver el miedo en sus ojos. —No sé si puedo hacerlo todavía —dice después de unos segundos de silencio. —Nos encanta tenerte aquí. —Luces lo suficientemente bien para comer. Es debatible quién estuvo más emocionado por el bebé cuando le dijimos a todos. Le doy a Axel una mirada y lo entiende.

Página La seguimos por un largo pasillo antes de entrar a la sala de ultrasonido. veo a Greg afuera de las puertas con su teléfono al oído. Le sonrío y agradezco a mis estrellas de la suerte que esté de vuelta en mi vida. —Déjalo así. pon esta sábana en tu regazo para que no ceguemos a nadie en el proceso. míralo. Miro a Axel y puedo ver la nerviosa anticipación en su rostro. —Niño. —No me endurezcas la polla antes de ir a ver a mi bebé. La única otra cosa en la habitación es un gran proyector que cuelga del techo. ¿sí? Gruño. Axel me sostiene la mano todo el camino con una sonrisa contenta en sus labios. pero me quedo callada mientras él rodea el camión y abre mi puerta antes de tomarme gentilmente por la cadera y ayudarme a bajar. pero va a abrazar a Greg también. sí. —Nena. Me sonríe y me agarra la mano. entre más mejor. pero no puede apartar el estrés en su voz. —¿Estás lista. Es una enorme habitación con un sofá a un lado y un gran sillón reclinable junto a la máquina de ultrasonido. —Ella se ríe y me ayuda a cubrirme. —¿Por qué todos parecen tan seguros de que va a ser un niño? Ambos se ríen fuertemente y Dee y yo solo nos miramos con rostros confundidos. —Todavía se está riendo cuando entramos a la recepción y firmo mi ingreso. Cuando estacionamos frente a la oficina. Le lanzo unas cuantas miradas sucias y me siento junto a Axel y hojeo una revista de bebés. nena. Izzy. preguntándome si notó la abrupta finalización de la llamada de Greg. ninguna. Esperamos cerca de quince minutos antes de que me llamen. Levanta la mirada cuando escucha el sonido de la camioneta de Axel y rápidamente se despide. —Después —le prometo y camino alrededor de él para darle a Greg un gran abrazo. Si quiere que sepas te lo dirá.Dejamos la casa unos cuantos minutos después y nos dirigimos a la ciudad hacia la clínica de ultrasonidos. noto que la gran pared frente a mí es una pantalla. 194 —Seguro. nena? —pregunta con una sonrisa. definitivamente va a ser un niño. cariño. No hay ninguna jodida manera de que él hiciera una niña. —Aquí vamos. Miro a Axel. . Cuando me siento en el sillón. Escucho su gemido cuando rozo su polla. —¿Está bien si mi familia viene también? —le pregunto a la técnica. —Se ríe. Dee permanece alejada. —Dios. ¿Una última suposición sobre tu sobrina o sobrino? Sonríe y mira a Axel por encima de mi hombro.

“También te amo”. —Sí —dice Axel rápidamente antes de que yo pueda abrir la boca. no estuvo tan molesto. quien está demasiado ocupada sonándose en su pañuelo para responder. Agarro su cabeza y acerco mi rostro al suyo para darle un beso que. No era que no quisiera casarme con Axel. le respondo. Haces que mi vida valga la pena. —¿Están listos. ¿ven eso? Alguien no es para nada tímido. Levanto la mirada y le sonrío y ella me muestra un guiño antes de volver su atención a la pantalla. West. de Axel Reid.“Te amo”. —Bueno. Haces mis sueños realidad. —Pone un suave beso en mis labios y cierra sus ojos un momento. más grande que la vida está mi hijo. sino lo contrario. No estuvo feliz cuando le dije que quería esperar a que el bebé naciera antes de casarnos. Axel. princesa. Página —Tendremos un niño —dice—. espero. 195 Axel regresa a mi lado y se inclina hacia mí. preparemos todo. exprese mis sentimientos. Cuando el latido del corazón del bebé llena la habitación. —Se ríe para sí misma y nosotros nos quedamos todos ahí mirando a la imagen moviéndose en la pantalla. Se inclina y me da un beso antes de chocar las manos con Greg. Nunca falla en llenarme el corazón de alegría escuchar ese rápido latido. Sra. Cuando me senté y le expliqué mis razones para querer esperar. mamá y papá? —pregunta ella con una sonrisa. demasiado abstraída por la imagen de nuestro bebé en la gran pantalla frente a nosotros. —De acuerdo. —Te amo. —Solo voy a tomar unas medidas antes de que miremos si este pequeño tiene un anuncio para el día de hoy. —Le sonrío a Axel una vez más cuando veo el ceño fruncido en su rostro por el uso de mi apellido. Cuando los abre. dejándolo todo al descubierto. pero simplemente se sentía bien que nuestro bebe estuviera ahí con nosotros. nena. todos parecemos detenernos por el asombro. No nos toma mucho ver de qué está hablando. Frota su nariz contra la mía y la sonrisa que se apodera de su rostro me acelera el corazón. Axel me aprieta la mano y lo escucho dejar salir un tembloroso suspiro. Accedió gruñonamente cuando lo chantajeé con sexo. gesticula hacia mí. pero eso no significaba que estuviera feliz con ello. Me darás un hijo. Justo ahí. Axel deja salir un audible grito de alegría y salta de su silla. —Grandioso —escucho a Greg susurrarle a Dee. . ¿de acuerdo? Asiento. Me río por sus payasadas y me limpio las lágrimas del rostro. No podía esperar para ser la Sra. Te amo tanto. Tomando mi rostro entre sus manos y empujando su nariz con la mía. están tan llenos de amor y felicidad—.

Cage! Greg se ríe y deja caer el brazo. Está ansioso por salir de este lugar para poder gritarle al mundo que va a tener un hijo. Es como un niño con un juguete nuevo. . Sonríe y lanza su brazo alrededor de mí y me da un rápido abrazo. Página 196 Lo único en lo que puedo pensar es que yo puse esa paz en su tono de voz y. lo veo y hace una pausa en su conversación. Cuando terminamos.El resto de la cita pasa en un borrón. juntos. finalmente estamos donde debemos estar. —¡Manos abajo. Axel se da vuelta. Las posibilidades son que todo el estado sabrá. —¡Vamos! ¡Nos encontraremos con la pandilla en Heavy’s para celebrar por mi hijo! —grita a través del estacionamiento. Completamente enamorado. Termino de pagar y me giro para encontrar a Greg detrás de mí. Axel continúa sosteniendo mi mano y temblando por la emoción. cuando haya terminado. que tendremos un niño. la técnica nos pasa unas impresiones y él las toma antes de que yo pueda siquiera mirarlas y le agradece mientras mira las imágenes. nena? —Más de lo que podrías llegar a imaginar. Voy a pagar y Axel sale inmediatamente a llamar. —¿Feliz.

Habíamos trabajado duro para superar nuestra pérdida. Evito ese lugar porque no me importa cuántas veces Izzy me diga que ese raro hombrecillo es inofensivo. Todos hacemos lo que podemos para facilitar las cosas. Oficialmente. sino que el calor de Georgia la hace sentir miserable. Ni siquiera pude estar molesto por eso mientras ella estuviera riéndose. lo único sobresaliente del día fue ver la sonrisa cegadora en su rostro cuando se despertó. pero sé que se le está haciendo difícil. incluso ir a terapia unas Página Los últimos días han sido más difíciles para ella. Casi valía la pena pedirle que lo hiciera de nuevo para conseguir esa reacción de mi chica. Hasta ahora. Es el cumpleaños de Izzy y entre esperar ansiosamente a que nuestro hijo decida llegar y lidiar con los recuerdos que todavía la rodeaban por este día. Este día tiene que ser perfecto. Su enorme panza se balanceaba con cada respiración. removería cielo y tierra si eso significara que esa sonrisa permaneciera en su rostro. pero estaría mintiendo si dijera que el pensamiento no se me había cruzado por la mente. no me lo creo. El pastel no ha llegado y la cumpleañera estará aquí en una hora. Pasó el día en cama llorando y no me dejaba apartarme de ella. 197 Los últimos meses han pasado volando. Eso la mantiene sonriente y la hace feliz. Ayer fue un mal día. . Me mataba escucharla hablar así. No solo está lidiando con el retraso del bebé. Aparte de eso… todo podría ir mal. Hemos pasado cada segundo que tenemos alistando el cuarto de niños y finalmente llenado mi casa con más muebles de los que una persona debería tener en toda su vida. El otro día me pellizcó el trasero. estaba resultando ser una pesadilla. estoy perdiendo mi mierda. tratando de asegurarme que todo esté bien para esta noche. Decía cosas sobre nuestro bebé ángel perdiéndose con su hermanito. así ha sucedido. El catering está retrasado. Dee se llevó a Izzy temprano esta mañana para pasar el día en el salón de belleza junto a la oficina. lo que fue graciosísimo para Izzy.Axel 5 meses después He estado corriendo por todas partes todo el día.

pero Izzy dice que es agradable. El actual juguete sexual de Dee.cuantas veces para hablar de las cosas que todavía dolían. Tomo un profundo aliento y recuerdo cuál es el punto de este enorme dolor de cabeza. Somos más cercanos que nunca. . Estoy a punto de arrancarme el jodido cabello. O quizá era Candy. está aquí ayudando también. Idiotas. —¿Dónde está Locke? —pregunto. incluso Maddox traería a una chica. —Fue a recoger a Daisy —dice Emmy suavemente a mi lado—. que sería genial si alguien dejara de hacerme sentir que estoy atrapado en el medio. Mi chica. El camino a nuestro muelle está flanqueado por antorchas y hay luches brillando de las ramas de los árboles que están en nuestro patio. Creo que entiendo a Dee. Mi chica y devolverle que su cumpleaños sea un día de felicidad y no uno de dolor. Inmediatamente. Lo conseguí. 198 Con nueva determinación. donde estamos terminando las decoraciones. —Dee acaba de llamar. Beck”. La buena noticia esa es que podemos averiguar dónde están esos jodidos del catering —dice Greg mientras entra a la cocina. Debería tardarse otras dos horas. Que se rían todo lo que quieran. Coop y Beck se rieron bastante por las rosas. Emmy ha pasado horas llenando el patio de pétalos de rosas rosadas y rojas. un sentido de calma me atraviesa el cuerpo. aparto los globos que parecen estar flotando en toda dirección y me paro frente a la chimenea. No lo conozco muy bien. y el nuevo “vete al carajo. —Coop atraviesa la puerta con el maldito pastel por el que le he gritado a la pastelería durante los últimos dos días. No importa quién me responda en este punto. pero estoy cansado de estar en el medio. Todos los chicos vendrán y. Ni siquiera es una gran fiesta. pero eso no significa que las cosas ya no hagan daño en nuestros corazones. Colgando en el centro está la foto que le di a Izzy para Navidad. pero maldita sea si esa mierda no era bonita. pero cuando encuentren a su mujer. Esa perra en la pastelería trató de decirme que no le dijiste que lo necesitaba para esta tarde. dijo que Sway finalmente había terminado de frotarle la panza a Izzy y acababa de empezar con su cabello. Volviendo a nuestra sala. Página Hay globos rosados y blancos volando en cada pasamano disponible. la última vez que revisé. Parece que están lloviendo luces blancas. estarán rompiendo todas las barreras para asegurarse de que la vida es perfecta. He hablado con Beck unas cuantas veces sobre eso y solo cambia de tema y dice que no fue su idea. me vuelvo y camino hacia el porche. conseguí el pastel. —Sonríe y se aleja. Sacudo la cabeza pensando. Emmy ha estado aquí desde que Izzy dejó de ayudarme a ubicar la serpentina y los globos. una vez más. —¡Oye! Reid. Desearía que esos dos dejaran sus jodidos juegos y solo admitieran que quieren estar juntos.

Mi chica está triste. Estoy perdiendo la jodida cabeza. No puedo esperar a verle el rostro cuando lo vea todo. Habíamos estacionado todos los autos detrás del garaje y en las afueras de la propiedad. —No estás tranquilo. Al menos sé que puedo mantenerla feliz ahí. escabulléndose a mi lado de nuevo.Pusimos las mesas a través del patio y sobre un costado para toda la comida. asegurándose de que todas las mesas tengan arreglos florales y que todas las máquinas de burbujas todavía estén escondidas. de todas maneras. Era perfecto. buscándola. 199 Para cuando Dee llama para decirnos que van saliendo del salón. pero funcionando. Locke finalmente ha llegado y consiguió que el resto del sistema de sonido funcione. Emmy está corriendo por todas partes. mete tu trasero en el camión y conduce a Heavy’s. las cosas finalmente se han calmado. —Llama a esos idiotas y diles que dado que no pudieron llegar a tiempo. Miro alrededor. —Estoy tranquilo. voy a mandar todo a la mierda y secuestrar a mi mujer para llevarla a la habitación. Mi hijo se niega a salir y si una cosa más sale mal en el día de hoy. parece que. tratando de esconderlo y no puedo solucionarlo. ¿Por qué demonios sonríes? —Levanta sus manos y se aleja riendo. . Ella no los Página No se pueden ver las luces todavía. —¡Greg! —espeto. —¡Están estacionando! —escucho a Greg gritar a través de la casa. Es todo lo que a ella le gusta durante estos días. Siempre está saliendo de la nada. »Coop. —No estoy tranquilo. Coop regresa con mucha comida. pero lo estarás —dice ella antes de desaparecer de nuevo. —Necesitas calmarte. ¡Heavy’s! Lo interrumpo antes de que pueda abrir la boca. antes de volver a la casa y agarrar una cerveza. gritando por la casa—. Mi patio ha sido transformado en un sueño de una princesa. que se olviden de eso. Los globos están balanceándose atrás y adelante con la ligera brisa. Todo en lo que puedas pensar y tráelo aquí. Compra todo lo que haya en el lugar. No te he escuchado así de estresado desde el último invierno —dice Emmy. Juro que esa chica flota. Mierda. —Lanzo mi billetera y regreso al sonriente rostro de Greg—. Debería haberme quedado con Heavy’s. ¿Alguna noticia de esos hijos de perra de la comida? —Esto es lo que consigo por contratar una gran compañía para que cocine alguna mierda elegante. ha ordenado todo lo que Heavy’s tiene para ofrecer. Coop está en alguna parte con su chica y Beck está trayendo todas las neveras con bebidas al patio. pero las antorchas están encendidas y los pétalos de rosa contra el césped verde lo hacen ver como una sábana de rosa y rojo. Nada más podría salir mal hoy. de hecho.

Ella llega desde el garaje. Mierda. ¿qué sucede? Página —¿Axel? —Le sale tan bajo que casi me lo pierdo. Todos nuestros amigos gritan sorpresa y siento que salta a través de nuestras manos unidas. Necesita que el día de hoy sea perfecto y el que yo sea un imbécil posesivo no ayudará. —¿Bebé? —intenta de nuevo. —¿Sí? —Oh.vería desde donde estacionaría. —Izzy. —¿Te sientes bien. Puedo sentir a mi hijo rodando en su estómago. Sway había hecho lo que fuera que Sway hace con su cabello y está colgando largo. Limpio las palmas de mis sudorosas manos en mis pantalones cortos y camino a la cocina por mi chica. —Seguro. . Me giro para verla a los ojos y frunzo el ceño cuando veo el sudor empezando a acumularse en sus sienes y líneas de preocupación atravesar su frente. Flota alrededor del resto de su cuerpo. bebé —dice. ¡Incluso hizo que uno de los chicos del shampoo me masajeara los pies! Me guardo el desagrado que siento sobre que otro hombre le ponga las manos encima a mi mujer. Sway me mimó bastante. —Tú no te ves tan mal. debe odiarlo. —Le doy a Dee un abrazo y empiezo a llevar a la Izzy al patio. —Te ves hermosa. luciendo como el ángel que siempre pensé que era. caminando hacia mis brazos y dándome un beso. encontrando mis ojos y noto su aprensión. —Um… ¿Axel? —escucho a Dee llamar desde dentro de la casa. Si entrara por el garaje. Está detrás de Izzy mirando al piso con una rara expresión en su rostro. —¿Dee se puede quedar a cenar? Le dije que íbamos a hacer una barbacoa y dijo que le encantaría pasar más tiempo conmigo. grueso y rizado. nena. La escucho jadear detrás de mí cuando sus ojos ven todo lo que hay frente a ella. Su mano aprieta la mía fuertemente y me giro. Está usando un largo vestido blanco que sostiene sus tetas y enorme panza. 200 Izzy aprieta mi mano. Se ve sorprendida. Su piel todavía brilla por todo el tiempo que pasamos en el lago este verano. pero no por lo que la rodea. —Ya regreso —digo. princesa? —Me siento genial. tampoco vería los globos invadiendo la sala. haciéndola ver como si estuviera caminando sobre el aire. más fuerte esta vez y susurra mi nombre. cielos —dice. dándole mi cerveza a Locke antes de ir a la casa.

Me muestra un pequeño y torcido asentimiento y espera unos segundos a que calme la contracción antes de abrir sus ojos y mirar a los míos. —Está completamente dilatada. no puedo lidiar con esté tan adolorida. Dee y Greg van al camión de él y el resto de la pandilla nos sigue. encendiendo diferentes máquinas y gritándome órdenes. Dejen que se queme la casa. señora. SE LE ROMPIÓ LA FUENTE! —escucho a Greg gritar detrás de mí. Alguien moverá el auto. Llegamos al hospital con buen tiempo. Miro abajo y sí. salto a su lado y la cargo hacia adentro. 201 Sostengo la mano de Izzy e intento ayudarla. pero para cuando llegamos Izzy estaba más adolorida que antes. pero mirar su hermoso rostro romperse en agonía es casi demasiado. Tan pronto como las palabras dejan su boca. Nos hacen el ingreso y nos llevan a una habitación rápidamente. Izzy está conectada a un millón de monitores y máquinas diferentes. lo haría en un latido de corazón. Me dicen que todos monitorean a ella y a nuestro hijo. Me mata escucharla y sé que no hay nada que pueda hacer al respecto. Mi estrés mental por ella continúa pero intento Página —Lo estás haciendo genial. pero estoy demasiado ocupado preocupándome por ella para siquiera prestarle atención a las enfermeras. —Ya viene —susurra con una brillante sonrisa. habíamos dejado de usar el camión hace meses cuando se volvió demasiado incómodo para que ella entrara y saliera. mi hijo está en camino. Empiezo a decirle lo mucho que la amo y trato de tranquilizarla con mis palabras hasta que me mira con fuego en sus ojos y me dice que me calle la boca. hay un pequeño charco de agua entre sus pies. buscando frenéticamente ayuda. El sonido me detiene el corazón y miro alrededor. Estaciono frente al hospital y sin siquiera apagar el auto. Todo se mueve demasiado rápido desde ahí. Mi pobre chica. . Él estará aquí pronto. Mi chica. princesa. es hora de dar a luz. Su agarre sobre mi mano se ha afianzado y sé que mi chica está adolorida. entonces que lo remolquen. Sus contracciones van y vienen rápido y continúa gritando de dolor. no hay forma de que deje a mi chica. Izzy empieza a pujar por orden del doctor y yo empiezo a morir lentamente. Emmy grita que se quedará y se asegurará de todo quede apagado y nos verá en el hospital. Si no lo hacen. No me importaba. empieza a disculparse. pero se corta cuando deja salir otro grito. Ella intenta darme una sonrisa. ¿Por qué nadie está haciendo algo? ¡Algo! Hemos estado aquí por cerca de una hora cuando deja salir el grito más fuerte y tortuoso. Parecen creer que tenemos todo el tiempo del mundo. Las enfermeras saltan a la acción y empiezan a mover la mesa. Rápidamente la acomodo en el auto. si pudiera hacer esto por ella.—¡SANTA MIERDA.

justo aquí. Me has hecho el hombre más suertudo del universo. —Lo beso una vez más antes de mover mis labios a los de Izzy. papá? —pregunta el doctor. Miro a Izzy y la beso en la frente. —¿Le gustaría cortar el cordón. hombrecito. Completo. —Gracias. Levanto el sombrerito y veo un cabeza llena de cabello negro. Axel. Tan perfecto como sabíamos que serías. —Eso fue todo lo que me tomó para dejar salir unas cuantas lágrimas. Este momento. —Se ve como tú. Las enfermeras se lo llevan a un lado después de que he terminado. —Te hemos estado esperando. con las lágrimas en sus ojos. al final de un largo puje. —Ambos observamos con asombro mientras las enfermeras pesan y miden a nuestro hijo y lo envuelven fuertemente en una sábana azul. respirando su aroma de bebé. Su cabeza está cubierta con un pequeño sombrero azul. Enrollo mi brazo alrededor de su espada y la ayudo a inclinarse hacia adelante. Página Izzy 202 **** . Treinta minutos después. dice: —Hola. Hace pequeños maullidos y pucheros. hizo que cada día que estuvimos separados valiera la pena. Nos sentamos ahí hasta que el doctor ha terminado de limpiarla y las enfermeras han empezado a irse para hacer feliz a otra pareja como a nosotros. mostrando un hoyuelo en su mejilla derecha. sosteniendo sus piernas abiertas con mi otro brazo. Asiento tontamente y agarro las tijeras. Demasiado. princesa. princesa. —También te amo. —Y así es. Mi hijo está tomando su primer aliento y dejando salir un fuerte y saludable chillido. Me siento completo. Sus labios son pequeños y forman una curva perfecta. me hace ahogar en mis emociones de nuevo. bebé. Froto su fruente con la tela húmeda que me lanza a las manos una de las enfermeras. Ver a Axel enamorarse de su hijo fue el momento más hermoso. Ella me mira y. escucho el sonido más mágico que he escuchado alguna vez. Lo ponen en los brazos de Izzy.esconderlo y ser el apoyo que necesita. Te amo mucho. Te amamos. La beso dos veces antes de quitarle a besos las lágrimas que se le escaparon de los ojos—. Me inclino y beso a mi hijo suavemente en su pequeña cabecita. —Perfecto —susurra. La miro a la cara y creo que tiene razón. Tiene una pequeña cabecita redondeada y regordeta. Verla ahí con nuestro hijo me pone la piel de gallina y mi corazón se acelera. papá.

Todos nos sentamos allí y disfrutamos el momento hasta que el bebé empieza a llorar. Cuando pongo a Nate contra mi pecho y lo siento dar su primer tímido tirón. pero el deseo de que nuestros amigos conozcan a nuestro hijo evita que me quede dormida. No me toma mucho quedarme dormida. Axel viene y me pasa a Nate y se sube a la cama a mi lado. Cada una de las personas más importantes en nuestras vidas está aquí. Me impresiona que se tardaran tanto. eso significa todo… significa todo para mí.Axel se ha negado a abandonar nuestro lado para ir a decirles a todos que el bebé está aquí. Pone su brazo alrededor de mis hombros y me inclino hacia su cuerpo. Las felicitaciones llegan y disfrutamos compartir este momento con nuestra familia. a salvo en el abrazo de Axel con el regalo de nuestro amor en mis brazos. Acabábamos de ser movidos a nuestra habitación privada cuando empiezan a llegar. Axel luce preocupado. las lágrimas en las comisuras de sus ojos me sorprenden por un segundo. Le sonrío y me seco los ojos. cuando escucho a alguien preguntar cuál será su nombre. Se acerca y me da un pequeño beso en la cabeza. El destino me está dando la bienvenida a sus brazos y haciendo brillar sus rayos de amor en nuestra familia. —¡Oh. Estoy empezando a sentirme cansada. Axel me mira con una sonrisa y sacude la cabeza ligeramente. Página 203 Fin . nuestra familia se va y Axel regresa a mí. le sonrío y pienso para mis adentros que el destino finalmente me quiere. Con rápidas (Maddox. acomodando a Nate de manera que Axel pueda mirar su angelical rostro conmigo. pero me inclino y le susurro al oído que es hora de alimentarlo. Beck y Coop) y a regañadientes (Dee y Greg) despedidas. —Cuando llego a los ojos de Greg. —Gracias. es perfecto! —dice Dee con un emocionado suspiro. Estoy viendo a Axel cargar a nuestro hijo cerca de su pecho y pensando que luce como una pelota de futbol en los grandes brazos de Axel. nena. Dios mío! ¡Mírenlo. Miro cada una de las caras de nuestros amigos y anuncio: —Nathaniel Gregory Reid.

Agradecimientos Staff Ministry of Lost Souls Staff Beautiful Coincidence Moderadora de Traducción Moderadoras de Traducción Tessa_ Jess Scherezade Traducción e interpretación Tessa_ Traducción e interpretación Ione Alysse Volkov Leon der_ Areli97 LunaGrey Diana de Loera EnchantedCrown Anita Len Femme Fatale Itorres Corrección Jess Leon Mass_ Liseth Johanna July Magenta Jodidamentesexynefilim Nina bibliotecaria70 Scherezade Tessa_ Femme Fatale Diseño de Imagen Anne Página Revisión y Lectura Final Correción de Estilo y Lectura Final 204 Tessa_ .

y desesperado por algo de control. hasta que fue despojado de ella.Próximo en la serie Greg Cage nació para proteger. Pero. Durante la última década. Todo lo que siempre ha sabido es proteger: a su familia.. dejando a Greg sin más remedio que pedir un favor. ha cargado con esa culpa y la necesidad de venganza. obligándola a depender de otros para salvarse ella y a su familia. ¿será capaz de dejar que otra persona sea su fuerza? Todo un infierno se desata. y esa perra del Destino vuelve a causar más estragos en otro miembro de la familia Corps. 2 Página Meli supo en el segundo en que conoció a Greg. que él solo le traería problemas y angustias. Corps Security. Su vida da un giro inesperado. Que la ansía. y luchar por mantenerlos juntos es su principal prioridad ahora mismo. Ella ha sido la roca en su familia durante más años de los que puede recordar. Lo último que haría en su vida es pedirle ayuda de otra persona.. 205 Al segundo en que los ojos de Greg y Meli se encuentran. Mientras crecía. Siempre ha sido ferozmente independiente y orgullosa. y recoger los pedazos que han quedado. era el escudo de su madre y hermana contra el mundo. hasta que falló. Se pone en contacto con su viejo amigo Braxxon Breaker del MC Breakneck y juntos se aseguran de que nada vuelva a amenazar a los seres queridos de Greg. y renunciar a ese control? Melissa Larson nunca dejará que nadie lleve las riendas de su vida. Ahora. cuando esa elección está fuera de su control. . a sus amigos y a su país. completamente a la deriva.. él sabe que la necesita.. ¿Puede ir en contra de todo lo que ha conocido. con su mejor amiga casándose y no necesitando más su protección está aún más perdido.

Traducido.net/ . corregido y diseñado en ¡Visítanos! Página http://www.net/ 206 http://ministryoflostsouls.foromotion.beautifulcoincidence.

Intereses relacionados