Está en la página 1de 2

Peinado Gaona Eduardo

Temas selectos de hermenutica


Segundo apartado del Novum Organon
Ni la mano sola ni el espritu abandonado a s mismo tienen gran potencia; para realizar la obra se
requieren instrumentos y auxilios que tan necesarios son a la inteligencia como a la mano. Y de la misma
suerte que los instrumentos fsicos aceleran y regulan el movimiento de la mano, los instrumentos
intelectuales facilitan o disciplinan el curso del espritu.1

Tras la lectura del aforismo lo que detecte, en primera instancia, como su tema principal fue: los
instrumentos. Teniendo esta idea en consideracin divid el aforismo en tres partes o
momentos, esperando con ello alcanzar una mejor comprensin del mismo; he aqu las partes:
I) Ni la mano sola ni el espritu abandonado a s mismo tiene gran potencia [] En esta
primera parte se percibirse lo que puede considerarse como una comparacin entre el cuerpo
reflejado en la imagen de la mano y el espritu o intelecto en la versin en latn, Bacon
utiliza el termino intellectus que refiere ms a lo segundo; dicha comparacin establece un
punto de encuentro o semejanza entre uno y otro, y el cual tiene que ver con su potencia, o
bien , su capacidad: la mano sola nuda en el latn y el espritu abandonado a s sibi
permissus parecen apuntar hacia la mera capacidad natural, sin embargo, las ltimas palabras
de la frase parecen denunciar cierta insuficiencia por parte de esta capacidad natural, incluso, en
la versin en latn puede leerse nec multum valet, es decir, no valen mucho; esta versin denota
un poco ms ese sentido de insuficiencia. Ante qu se mostrara insuficiente la capacidad
natural tanto del cuerpo como del intelecto?

1 Francisco Bacon. Instauratio magna ; Novum organum ; Nueva atlantida.


Porra, Mxico, 1975. Pp. 37

Peinado Gaona Eduardo


Temas selectos de hermenutica
Segundo apartado del Novum Organon

También podría gustarte