Está en la página 1de 23

TEATRO

CLANDESTINO
TODOS SOMOS MARCOS / VICENTE LEÑERO
SOL BLANCO / ANToNIO ZÚÑIGA

~~u,~
~1:.f
...
,...

"""'

CIAIEllll

IE

lllll

ALBORDE TEATRO, A.C.

Alborde Teatro, A.C.

ÍNDICE

CUADERNOS DE ALBOR
~

PRESENTACIÓN
[11)

MANIFIESTO DEL TEATRO CLANDESTINO
[15]
Edición:
Diseño:

Guadalupe de la Mora
y Marco Antonio García Delgado
Gustavo Gómez Quintana

TODOS SOMOS MARCOS

[17]

SOL BLANCO

[47]
Cuadernos de Albor
Primera edición, 1999
D.R.

Alborde Teatro, A.C.
Diógenes 29, Fracc. Álamos, C.P. 32310
Ciudad Juárez, Chihuahua,
México

ISBN

968-7539-05-4

Impreso en México /

Printed in Mexico

Cuadernos de Albor

En nuestro país se escribe cada vez más desde, sobre,
contra y para el teatro; se realiza poco;
se publica menos.
Los dramaturgos de diversos calibres que aportan su
trabajo al corpus de la creación dramática; los que se
atreven a escribir crítica teatral y logran escapar del
cánon impuesto por los críticos certificados; los traductores que resignifican nuestra lectura de los autores
clásicos. Tras ellos vamos.
Cuadernos de Albor trata de recuperar este proceso.
Es un proyecto de difusión de creación dramática,
ensayo y traducción teatral, privilegiando el trabajo de
creadores regionales.
Dos textos alternando en un solo espacio: el libro,
ésa es la intención. Descubrir qué líneas se subtienden
entre autores de diferente generación, de diferente sexo,
de diferente latitud geográfica; de un lado y otro de la
frontera; entre un texto y su traducción. Diálogo, no
armonía; cómo fluye un texto frente a otro que se le
opone, puesta en movimiento, también contradicción.
El lector imaginario es aquél que pertenece a la
comunidad teatral, la de ambos lados de la escena,
por ése lector es la apuesta.

1
9

PRESENTACIÓN
Por Domingo Adame

L

a publicación de obras teatrales es siempre un
acontecimiento. No está de más repetir que la edición de
textos destinados a ser representados en un escenario es
limitada por dos razones: primera, porque no es un producto estrictamente literario que pueda disfrutarse en sí mismo como las
expresiones líricas o las narrativas; y segunda, consecuencia de la
anterior, el escaso interés de las editoriales por el género dramático.
Por ello, debemos celebrar que Alborde Teatro, dentro de su proyecto integral de producción y difusión teatral, se dé a la tarea de
realizar la impresión de textos dramáticos, al hacerlo, además de
contribuir a la documentación del efimero arte escénico, provee
de materiales a los grupos y personas interesadas en practicar
esta compleja y maravillosa expresión creativa.
Pero el acontecimiento lo constituye también la selección de las
obras. Por lo menos son dos los aspectos que se destacan, uno es
la audacia al conjuntar en un sólo volumen a dos dramaturgos
con distinta trayectoria: Vicente Leñero, cuyas aportaciones al teatro nacional son sin duda notables y Antonio Zúñiga, teatrista
local que está en el inicio de lo que, seguramente será una fecunda y brillante carrera en la escritura escénica. El otro aspecto relevante corresponde al contenido de las piezas. Mientras Leñero
tiene como sustento el conflicto chiapaneco, Zúñiga hace alusión
a los problemas que conlleva el narcotráfico en la frontera. Ambos
temas son, sin duda, de gran actualidad y pertinencia por sus
lamentables repercusiones en el cuerpo de nuestra sociedad.

11

No puede pasarse por alto que una propuesta editortal como la
presente es expresión de una nueva realidad en el panorama cultural y teatral de México. En una ciudad fronteriza, a casi 2 mil

kilómetros de la capital del país, se hace manifiesta una actividad
escénica que busca su propia identidad, mediante el establecimiento de relaciones con creadores de la metrópoli y de otras
regiones y países que estimulen el desarrollo del teatro juarense.
Así mismo, que en Ciudad Juárez se hable del conflicto
chiapaneco y frente a él se coloque el problema que localmente
representa el tráfico de drogas, revela el propósito de visualizar y
enfrentar los problemas nacionales de manera global y no parcial.
Esta es la primera idea que nos genera la lectura de estas obras:
todos tenemos algo que decir sobre lo que ocurre en Méxicoy todos podemos compartir lo que somos capaces de crear.
Por todo ello, más que intentar hacer una valoración crítica de
ambos textos, quisiera señalar solamente algunos aspectos:
En el caso de Todos somos Marcos, Leñero hace que, en un espacio reducido -un pequeño departamento de la Ciudad de México- y a través de la limitada realidad existencial de sus dos personajes, aparezca una realidad que los trasciende. La idea de documentar lo cotidiano es un rasgo característico de la dramaturgia
de este autor, su propósito, como ya ha sido señalado es hacer de
las acciones, quizá insignificantes de la vida cotidiana, el matertal
de la creación teatral, acudir a la esencia de una teatralidad en
donde sólo nos basta mirar la acción del otro en su espacio para
hacerlo el actor de quien ha decidido fungir como espectador.1
Con la maestría que lo caracteriza, Leñero se sirve de diversos
planos para "encuadrar" el mundo de la representación: además
del plano real y cotidiano de la conversación de los dos amigos,
están los planos onírtco y evocador. En los dos últimos la imagen
de Laura, ex-novia de Raúl se concretiza y posibilita la interacción
con los personajes reales. Se trata de un juego de la ficción con la
realidad que identifica la teatralidad del autor. De este modo el
espectador es testigo de un conflicto que se prolonga y proyecta
desde el pasado al futuro.
Comoel propio conflicto social que sirve de marco, el conflictode
la pareja que constituye el drama de la historta, revela las dificulta12

des para su solución, dada la incapacidad para comprender y respetar el derecho individual y colectivoa la diferencia. Es decir a ser.
¿Teatro clandestino? Sí, en la medida que subrepticiamente penetra en los espacios cerrados de nuestra intimidad, pero, ante
todo, teatro documental pues como el propio Leñero afirma "toda
pieza de teatro es documental".
Es decir que se documenta la experiencia humana en un terreno específico que sintetiza los casos particulares abstrayéndolos
para presentarlos escénicamente no como abstracciones sino como
individualidades en un mundo cotidiano.2
En la misma línea se sitúa Sol blanco de Antonio Zúñiga. La
situación, los personajes, el lenguaje, forman parte del mundo
cotidiano visto desde el ojo de la cerradura. Desde ahí se contempla como en un retablo o aparador la vida de las mujeres vírgenes,
madres, putas, muñecas, objetos a expensas de la voluntad del
macho. El conflicto de las relaciones interpersonales, amasiatos
de todo tipo: heterosexuales y homosexuales se vincula
dialécticamente con el conflicto social; los intereses generados por
el tráfico de estupefacientes, ante los cuales no valen ningún tipo
de príncípíos y, menos aún, los lazos afectivos.
Es de destacar la atractiva progresión dramática de Sol blanco y
el papel irónico y distanciador que en la obra, juegan los objetos,
concretamente el aparato de televisión.
Tenemos la certeza de que estas obras serán representadas en
múltiples ocasiones, y entonces, con las interpretaciones que cada
grupo y director hagan, se habrá de enrtquecer la comprensión de
los asuntos que tratan y, después, confiamos se desencadenarán
las respuestas individuales y colectivas que intenten su solución.
Y en ello está el mértto de Albarde Teatro a cuyos integrantes
felicitamos y exhortamos a proseguir esta necesaria tarea.

2

Adame, Domingo y Rivera Octavio "El espacio escénico en la obra dramática de Vicente Leñero"
en Vicente Leñero, Ensayos sobre su obra dramática, VOLA-P, Puebla, 1994.
Cf. /bid., p. 30.

13

Manifiesto del Teatro
Clandestino
te la escasez de público en los teatros de la Ciudad de México,
ante el desinterés creciente hacia obras y montajes que no
~
onsíguen implicar vitalmente a los espectadores, en un tiempo
de grave crisis política, social y económica para el país, en un momento
en que el arte parece urgido por la sociedad a reflejar en sus manifestaciones la problemática que enfrentan sus miembros, decidimos proponer la puesta en marcha de un proyecto denominado TEATROCLANDESTINO.
El TEATROCLANDESTINO
pretende ser un teatro de urgencia. Es decir, un teatro cuyos montajes aborden la conflictiva múltiple del país
casi en el mismo momento en que ésta se está manifestando. Obras que
contengan en sus temas la situación y los acontecimientos de nuestro
presente inmediato. Más que pensar en un teatro periodístico, pensamos y proponemos un teatro que transmita lo periodístico, lo situacional,
desde la perspectiva de quienes lo padecen. La crisis reflejada en las
víctimas, en los usuarios, en la gente común. Un teatro de reflejo.
Los temas que este TEATROCLANDESTINO
sugiere son los temas de
nuestras conversaciones diarias, en todas partes; lo que nos preocupa
hoy; los temas de la política, de la justicia, del EZLN.del desbarajuste
económico, del desempleo creciente, de la irritación ambiental, de la
ecología,del sida, de los asaltos callejeros, de los abusos, de las violaciones, de la seguridad pública, del consumo y tráfico de drogas, de la pobreza que se extiende... pero pensados todos con un sentido de actualidad urgentísima.
Se piensa, precisamente, en obras escritas al calor de los acontecimientos. Noobras para la posteridad ni para el futuro permanente. Obras
efimeras de hoy que aludan por sus nombres a los nombres que pueblan
nuestro entorno conflictivo.Obras escritas en poco tiempo por los dramaturgos y montadas en seguida por los directores. Obras destinadas a
olvidarse y desaparecer, sin duda, pero que cumplan el propósito de
testimoniar, hoy, lo que padecen hoy los mexicanos.
Vicente Leñero.
Texto publicado en el programa de mano del Primer
Ciclo de Teatro Clandestino, en La Casa del Teatro, México DF.

15

TODOS SOMOS MARCOS
(obra en un acto)
VICENTE LEÑERO

«Sidesaparece Marcos
con pasamontañas, cualquiera
de nosotros se pone
un pasamontañas
y ése es Marcos.»
Diál.ogo con Marcos, en Chiapas,
febrero de 1994.

Casa del Teatro, México D.F., marzo de 1995.

16

RAÚL:

Primero hay que hablar con la casera. A lo mejor le sube
a ochocientos, o a mil.
MIGUEL:Uy no, eso ya no me alcanza.
RAÚL: Calcula ochocientos, de perdida.
MIGUEL:Bueno, déjame ver si me resuelven de esa chamba que
te digo y yo te aviso.
RAÚL: Pero avísame pronto porque me voy a Tepic.
MIGUEL:Mañana mismo te echo un fon, y a ver qué dice tu casera. ¿Te hablo a tu oficina?
RAÚL: Sí, a la oficina.
MIGUEL:Bueno pues ... Gracias por la confidencia, y por la lata.
Que te sea leve.
RAÚL: Gracias, Mike.
MIGUEL:Ánimo. Raúl, mucho ánimo.
Raúl asiente

y Miguel sale de la casa. Raúl se queda

solo, pensativo. Estájunto
tañas

a la mesa. Toma el pasamon-

y lo examina durante unos instantes. Luego, en un

arranque de rabia, lo arroja hacia el público mientras exclama:

RAÚL: ¡Pinche Marcos!

- OSCUROFINAL-

46

SOL BLANCO
(obra en un acto)
ANTONIO ZúÑIGA

!

-.

r·r··rJ_

•r ·-

.•

Antonio Zúñiga
PERSONAJES:

Nació en Parral. Chihuahua, en 1965.
Realizó estudios de Sociología en la Universidad Autónoma de
Ciudad Juárez.
Actualmente cursa el último semestre de la carrera de actuación en La Casa del Teatro.
Fue integrante del taller de dramaturgia coordinado por Jesús
González Dávila, 1995-1997, en Ciudad Juárez; desde 1996 es
miembro del taller de creación dramática a cargo de VicenteLeñero,

Cuca
Tony
Blanca
Chepo
Cronista o voz

en México,D.F.
Ha escrito, entre otras obras: Sábado de gloria (1994), Palomitas de maíz, Gol de oro (Elpuchador, publicada en la revista Puente Libre, 1994), La Zona del Silencio (1996) y Sol blanco (1997).
Trabajó en la adaptación de Médico a palos de Moliere, en el Programa Nacional de Teatro Escolar. 1996. Ganó el segundo lugar
en el Concurso Nacional de Cortometraje convocado por IMCINE.
en la categoría de ficción, con el guión cinematográfico El Nuevo
1998.
Ha sido becario del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes en la categoría de ejecutantes y del Instituto Chihuahuense de

Oeste,

la Cultura.
Esta obra fue estrenada el 1O de septiembre de
1997, dentro del proyecto Teatro en el Teatro de
Alborde en Ciudad Juárez, Chihuahua, bajo la
dirección de OctavioTrías y con el siguiente
reparto: Cuca: Eréndira Astivia;
Tony: José "Chato" Gómez; Blanca: Gabriela
Beltrán, y Chepo: Marco Antonio García. En este
mismo año participó en el Cuarto Ciclo de Teatro
Clandestino en La Casa del Teatro
en México,D.F.
48

49

La acción se desarrolla en una colonia periférica.
La habitación se ilumina conforme Cuca enciende unas
veladoras que se encuentran en un nicho;se descubren
los retratos colgados en el mismo y los diferentes objetos
del cuarto; una tina grande colgada en la pared, una

máquina de coser, una mesa con sus sillas y una vieja
televisión de mueqle; encima del nichoestá una muñeca. ,
De las puertas cuelgan largas colchas sucias a manera
de cortinas, de brillantes y discordantes colores.Las pa- ·
redes están cuarteadas.
Cuca viste pantalón de pechera y camiseta.

CUCA:
Soy el ruido de la moneda en el suelo ...

Girala veladora en tomo a la muñeca del nicho.
CUCA:
Soy Cuca Arrnendáriz
Soy María Magdalena
Soy una puta ...
Soy la carne que cruje ...

Levanta la muñeca.
CUCA:

¡Blanca, Blancal ¡Te quiero Blancal

Girala muñeca en el aire.
CUCA:
Soy Refugio Armendáriz ...
Soy Cuca Armendáriz
Soy Maria Armendáriz ...

CUCA:
¡Dios, ten misericordia de Blancal
Dios te salve Blanca ...
¡Un poco de clemencia!
Llena eres de gracia ...

Soy la virgen

Transición. Golpea su pecho.

¡Un poco de clemencia para saber que la tengo, para no
usarla jamás!
El señor es contigo ...
¡Acelera mi muerte!

CUCA:
Soy Maria Guadalupe
Soy Maria Concepción
Soy Maria Magdalena
Soy una puta ...

Bendita Blanca entre las mujeres ...
¡Un poco de clemencia!
Y bendito el fruto de nuestro vientre ...

Pausa. Con.furia.

Besa la muñeca, le acariciael pelo.
CUCA:
Soy una puta enferma
Soy una moneda
Soy una monedita de oro ...

Ríe.Toma una veladora y la acerca a su cara.

50

CUCA:

¡Te deseo Blanca, te quiero!

Ueva la muñeca a su sexo. Se frota con ella y apaga las
velas dejando en penumbras.
En un canal que sirve como calle, a esas horas cerrado al
51

tránsito

y sólo iluminado por la luz de la luna, Blanca

espera impaciente. Mira su reloj con insistencia, siente
frío; dos grandes maletas idénticas se encuentran a un
lado.

BLANCA:Las siete, ¡Chihuahua!
Se sienta sobre una de las maletas. Tiembla. Se levanta

y abre la maleta con una llave que saca de su .bolsa.
Vacía la ropa que contiene, se pone un suéter, mete la
ropa, cierra la maleta y abre la otra, del interior saca una
muñeca. Juega con ella, le habla.

BLANCA:Barbie, mi barbie, mi dulce y pequeña Blanca (engola
la voz).Parece muñequíta blanca, una de esas barbies
de pelo güero y de cachetes rojos como manzana, por
algo te hiciste reina, por algo estás conmigo... por bonita ... por blanca ...
Pausa. Mira para un lado y otro. llora.

BLANCA:¡Chepo cabrón! Si estuviera segura de ti, no me iría (no
se percata de la llegada de Tony). Pero nomás te sírvo
de burra ¡Por eso me voy!
TONY: ¿Qué pasa?
BLANCA:¡AyTony, me asusto!
TONY: ¿Cómo que me asustó?
BLANCA:Me agarró descuidada.
TONY: ¿Qué pasó, Blanquita, otra vez hablándome de usted?
BLANCA:Así le hablo a todo mundo.
TbNY:
¿Yyo soy todo mundo?
BLANCA:Tampoco, tampoco ... no estoy diciendo eso.
TONY: ¿Y esto? (levanta una muñeca) ¿Qué le pasa? Guárdelas, ¿o qué? ¿quiere que la vean?

52

BLANCA: Por aquí no pasa nadie. Además ésta no trae nada (le
desprende la cabeza). Es un regalo para mija.
TONY: Pues tiene muy consentida a la lepa... ¡Ahpa regalitos!
BLANCA:Ya le dije que no trae nada (sacude la muñeca) ¿Ves?
TONY: Así está mejor.
BLANCA:¿Qué?
TONY: Que me hables así, de tú.
BLANCA:Se me salió, no se ilusione... (mete la muñeca a la maleta y trata de cerrarla) ¡Mugrefregadera, no cierra!
TONY: A ver, déjame a mí.
BLANCA:¡No!Yopuedo, gracias.
TONY: Cómo no (Zaquita). Ya habíamos quedado en tratarnos
de tú, Blanquita ...
BLANCA:Tienes razón viejito.
TONY: ¡UylPrimero de usted y ora viejito. A dónde vamos a
llegar así (pausa). La llave.
BLANCA:Yola cierro (pausa larga). Por favor, Tony.
TONY: Ta bien, Blanquita.
BLANCA:Le digo viejito de cariño, ya sabe (cierra la maleta).
TONY: Ya ni sé, mamacita.
BLANCA:No se haga.
Pausa larga. Tony enciende un cigarro, Blanca se sienta
sobre la maleta.

BLANCA:¿Por qué llegó tan tarde?
TONY: Tenía que dejar todo listo en la garita. Nopodía salirme
así nomás. Son muchas cosas.
BLANCA:¿Son o eran?
TONY: Eran ...
BLANCA:Bueno, vámonos ...
TONY: No...
BLANCA:Fue lo que acordamos, viejito...
TONY: Ya lo sé, pero...
53

BLANCA: Me traje la maleta con la carga, dejé a la niña con mi
mamá como quedamos.
TONY:
Mejor cambiamos todo pa mañana.
BLANCA: ¿Qué le pasa? ¿Está tarado o qué? (pausa). No se está

arrepintiendo Tony, ¿verdad?

".

1

TONY: ...
BLANCA:No puedo regresar con Chepo, ya sabe ...
TONY: ¡Dale con ese güeyl
BLANCA:Yono me embarro sola, se lo advierto Tony.
TONY: No es eso.
BLANCA:¿Entonces?
TONY: Podemos vemos más tarde, solamente.
BLANCA:¡¿Por qué chingados, Tony?I
TONY: No grites (silencio).La verdad, me la estoy viendo muy
dificil (silencio).Necesito pensar más. No nos podemos
hacer ojo de hormiga nomás así como así.
BLANCA:Si lo que quiere es servirle de burro al Chepo toda la
pinche vida, allá usted, yo ya me cansé ... y adiós.
TONY: Pérese, no se vaya.
BLANCA:¿Y ora? ¿De tú o de usted?
TONY: Necesito tiempo, Blanquita.
BLANCA:Para que al rato que no le sirva de nada al Chepo, le
corte el pescuezo y se acabó.
TONY: Nomás pensarlo un poco. Unas horas, por favor...
BLANCA:Está bien ¿A qué horas nos vemos?
TONY: No sé... como a las doce, aquí en la caseta del canal.
BLANCA:¿En la caseta de vigilancia?
TONY: Ahí donde dejó la vez pasada la carga. Una cuadra más
parriba.
BLANCA:¿Y las maletas? ¿Yyo? Me voy a congelar aquí esperándolo.
TONY: Podemos darnos calor antes si quieres ...
54

BLANCA: No estoy para mamadas.
TONY:
Yo sí. ..
BLANCA: ¿Quiere que me vaya?

TONY: No.
BLANCA:Esto no es un juego Tony.
TONY: Dímelo a mí. No creas mamacita, a lo mejor pierdo yo
más que tú al pelarnos.
BLANCA:¿Qué puede perder que valga la pena? Si quiere me voy
sola pero dígale adiós a su parte.
TONY: Pérate Blanquita. Déjame las maletas. Me las llevoa la
caseta y a las doce que nos veamos las traigo.
BLANCA:No estoy pendeja Tony.
TONY: ¿Las vas a andar cargando?
BLANCA:Con las maletas a mi lado me siento segura. Si me topo
al Chepo le digo que se me hizo tarde. Otras veces ha
pasado ...
TONY: Ni que te fuera a robar, igual le puedes decir al Chepo
que yo tengo las maletas. Si se encabrona le dices que
pensastes que yo era el contacto.
BLANCA:Como se ve que no lo conoce (pausa). Mejorme voy con
Cuca (recoge las maletas).
TONY: Ahí es donde primero te va a buscar Chepo.
BLANCA:De todos modos ahí estaré más segura. La Cuca no le
tiene miedo al Chepo.
TONY: Ni quien le haga caso a ese güey. Tú, chiquita, tienes
que confiar en mí.
BLANCA:Me demuestra lo contrario, Tony.
TONY: ¡Ohhhl
BLANCA:¡Aliviánese,viejito!
TONY: Pérate ... Blanca (pausa). Así con la luna te ves más
bonita.

55

BLANCA: Ahí nos vemos. El Chepo debe estar bien emputado p
BLANCA: Por favor Tony. Confia en mí.
la carga.
TONY:
TONY:
¿Todavía lo dudas? Contigo uno nunca sabe.
Un ratito, Blanca ... (la besa) ¿Nos echamos uno

tes ...?
BLANCA:No mame, ¡quítese!
TONY: Vamos a pasar un rato rico...
BLANCA:¡Chingado, TonY.I(suelta las maletas) ¡Suélteme!
TONY: Me voy a quedar de a perro.
BLANCA:El que espera, espera, Tony.

BLANCA:Yotambién arriesgo, tonto.
TONY: No te creo...
BLANCA:¡Créeme, Chihuahua! (le bqja la bragueta).
TONY: Soy un viejo lobo, me las sé de todas todas. Al derecho
y al revés.
BLANCA:Ya lo sé (mete la mano y lo acaricia).
TONY: Ay Blanquita ... (suelta la maleta). Me gustas mucho.

Tony agarra las maletas, Blanca intenta quüárselas.
da unjaloneo por su posesión.

BLANCA:¡Démela!
TONY: No.

La carga y la gira en el aire. Blanca derriba las maletas
con los pies.

TONY:

Te quiero mamacita, chiquita, bonita... (la besa). Me
gustas ...
BLANCA:Entienda Tony, si se aparece el Chepo...
BLANCA:Tú también me gustas.
TONY: Qué le puede hacer ...
TONY:. A mí no me sales con cuentas mochas. ¿Oíste?
BLANCA:No lo conoce. Debe andar como endemoniado de l
BLANCA:Te salgo con lo que quieras.
emputado a estas horas.
TONY: Nada me asusta, créelo.
TONY: Yote cuido.
BLANCA:Te creo y te recreo (ríe).
BLANCA:Es mejor no buscarle ruido al chicharrón.
TONY: No en vano llevo un chingo de años en esto.
Blanca se da por vencida y suelta una de las maletas.
BLANCA:(Besándolo) Estamos juntos ahora ¿No? (pausa). Los
TONY:
dos solos... Ya no depender del pinche Chepo.
Ni modo, mamacita. Entre más viejo el cuero, más rui
TONY:
No se te ocurra nunca engañarme.
do hace cuando se revienta.
BLANCA: ¡Espérate Tonyl
BLANCA:¿Cómo crees?
TONY: ¿De tú o de usted?
TONY: Cómo te quiero, chula. Cómo no, si estás tan blanca,
tan suavecita. Si pareces de pan, como semita caliente,
BLANCA:De tú (pausa). Dame esa maleta.
TONY: ¿Ésta o ésta?
toda lísíta, sin marca en la piel, bonita, Blanca, chiquita ... (la besa).
BLANCA:Ésa.
BLANCA:Ya, se acabó la merienda.
TONY: Son iguales, ¿no?
TONY: Un rato, nomás un poquito...
BLANCA:No, ésa está más pesada.
BLANCA:NoTony.
TONY: Pa que veas, me la llevo y no te cansas tanto.
TONY: Vamos a...
56
57

BLANCA:
TONY:
BLANCA:
TONY:

¡No!
¿Por qué?
Se te hace tarde, ¿no?

Está bien, luego me desquito.
BLANCA: El que da y quita ... nos vemos a las doce.
TONY:
Nos vemos.

Guarda las fotos, se echa las tyeras a la bolsa. Chepo
toca nuevamente.

~UCA: ¡Voooyl
~HEPO: ¿Qué tanto haces? (Cuca guarda la muñeca del nicho
CHEPO:

Pausa. Tony recoge una maleta.

en un cqjón y luego abre).
Cómo te tardas.
Entra cqjeando, recorre la habitación. Carga un teléfono

TONY: No me dejes colgado.
celular. SUencio.
BLANCA:Ganas no me faltan.
CUCA: ¿Pasa algo?
TONY: Te busco hasta donde te eches.
CHEPO: ¿YBlanca?
BLANCA:A ver si no me topo al Chepo.
TONY: No tengas miedo. También palos robles hay hacha CUCA: Creí que estaba contigo.
CHEPO: Chingada Vieja,puta de mierda (patea una silla). ¡PinBay.
che madre!
BLANCA:Bay.
CUCA: ¿Qué traes?
Tony desaparece, Blanca recorre el lugar. Va hasta don-I CHEPO: Ya me jodí la pata.
de quedó una de las maletas. La levanta y calcula su. CUCA: La silla no tiene la culpa.
peso, se asusta y la abre.
CHEPO: No, Blanca tiene la culpa, llevo horas esperándola.
CUCA: Dónde se quedaron de ver.
BLANCA:¡Pendeja, ésta no es la cargada! ¡Tony,ésta no es, Tony._ CHEPO:
En la garita.
Nadie responde. Sale gritando.
CUCA: ¿Ypor qué no llegó?
CHEPO: Si supíerano la andaría buscando. Pinche Blanca, bien
BLANCA:¡Chihuahua, chingado, cabrón de lo peor!
sabe que·esta entrega está caliente.
CUCA: ¿Ah sí?
Se Uumina la habitación de Cuca quien enciende las
CHEPO: El comandante se ha puesto muy delicado.
veladoras. Toma unos retratos del nicho y los empieza a
CUCA: Pos que se aguante.
recortar con unas tyeras. Por un pasillo exterior vemos
CHEPO: Si no entregamos la carga hoy, nos va a armar un pedo.
llegar a Chepo rengueando. Toca la puerta. Se rasca un
CUCA: Ni que fuera la primera vez.
pie con otro.
CHEPO: Hasta eso que no, pero no creas, el miedo es cabrón
CUCA: ¡Voooyl
Cuca. Y esos güeyes no se andan con chingaderas a la
hora de pedir cuentas.
CUCA: Si tú lo dices, qué puedo yo decir (pausa). ¿Yla niña?
58

59

CUCA:
CHEPO:

CHEPO: A una mujer como Blanca yo no le creería ni madre,
ahí donde la ves, tan modosita y zonguíta, se trae lo
suyo. No es más que una mosca muerta, la conozco
tan bien que nomás éste viaje y la aviento a la chingada.

Sí.
Tú eres diferente, ya lo sé.
Golpea la televisión que se enciende

y apaga con el

golpeteo.
Se rasca los pies.

CHEPO: Tú no necesitas golpes para jalar.
CUCA: No estés tan seguro.
CHEPO: Estoy seguro porque siempre me miras a los ojos.

CHEPO: ¡Pinches patas!
CUCA: Si no te avienta ella primero a ti, digo.
CHEPO: El miedo no anda en burro. De eso estoy seguríto. ¿Sabes? Voya esperarla aquí mientras me haces un lavado de pies con tus yerbas. A ver si así me aliviano un
poco.

La televisión se enciende sin sonido.

CUCA: ¿Y eso qué?
CHEPO: Eso dice todo.

Se sienta junto a la televisión. Saca un paquete de la

Golpea la televisión. Se escucha ruido.

CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:

Apágala, nomás hace ruido.
A poco no eres diferente.
A todas les dices lo mismo.
Cómo crees que te voy a cuentear, si eres como de mi
sangre.
Trata de abrazarla

y choca con la televisión que se sinto-

niza en un juego de jutbol.
1

CRONISTA:A todos los aficionados que viven la intensidad del
futbol, muy buenas noches, éste es el encuentro esperado entre la selección nacional ...
CUCA: Ya agarró un canal, es un mugrero, te digo.
CHEPO: ¡Bah!
Golpea la televisión

CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:

y se apaga.

No me crees.
¿No?
A Blanca sí le crees.
Es más fácil creerle a una mujer.
62

bolsa

y vacía un poco de cocaína sobre la tele. Con una

navaja empieza a cortarla hábilmente.

CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:

¿Quieres?
Eres un cabrón de lo peor.
Nombre, a poco Cuca... (aspira el polvo).
Un macho cabrón.
Entonces qué. ¿Me los lavas o no me los lavas?
Tú eres el que manda.
¿Qué te ha contado Blanca de mí?
Nada.
No te hagas. ¿Qué nuevo chisme te trajo?
Recoge lo que queda del polvo, da un golpe a la tele

y se

enciende sin sonido.

CUCA: No me ha contado nada. Quítate las botas.
CHEPO: ¡Pinches viejas, todas son iguales!
CUCA: ¡Pinches viejos, todos son iguales! Descuélgame la tina
grande. Si quieres que te lave, digo.

63

CHEPO:

Pinches viejas valemadre.
Chepa descuelga la tina. Cuca vacía el agua y las yerbas.

CUCA:

¡Pinches viejos valemadre! Todos creen que el león es
de su condición.
CHEPO: (Ríe)A poco Cuca, a poco...
CUCA: Blanca es diferente.

CHEPO:
CUCA:
CHEPO:

Se pone de cuclillas frente a él. Chepo mete los pies al
agua.

CHEPO: ¿Diferente a qué, a quién?
CUCA: De los cabrones aprovechados de los que está lleno el
mundo.
CHEPO: ¿De veras?
CUCA: Los tengo bien medidos.

CUCA:
CHEPO:

Chepa se pone de pie y le acerca el pubis a la cara.

CHEPO: A poco Cuca... A poco...
CUCA: ¡Óralel (Le da un golpe en el pie). Siéntate si quieres
que te lave bien.
CHEPO: ¡Pinche Cuca!

CUCA:
CHEPO:
CUCA:

Golpea la televisión. Se escucha el cronista.

CRONISTA:
¡Hijo, qué golpe, eso amerita expulsión o por lo
menos tarjeta... 1
Cuca golpea la tele y se apaga.

CUCA: Pon atención acá. Mira cómo traes las patas.
CHEPO: Ya no sé ni qué ponerme.
CUCA: Lospies son muy importantes para tipos comotú. Siempre habías tenido bonitos pies, bien formados, limpios.

64

Tus pies reflejan lo qué tú eres o cómo estás. Si tú estás bien, tus pies están bien, pero si tu estás mal, tus
pies se ponen así; duros, rugosos, resentidos.
No la hagas de cuento y lávame bien.
Necesitan más que lavarse, mira qué uñas, parecen
garras. Te las voy a cortar.
Es como mala suerte. Las uñas me crecen por temporadas, con mi suerte. Y como últimamente no paro, ni
me las corto. Si sigo así se me van a salir del zapato y
no me van a dejar de crecer nunca, dicen que cuando
uno se muere, le siguen creciendo el pelo y las uñas,
como para chuparle a uno la vida que le queda (pausa).
Se me hace que ya estoy abonando para cuando me
muera.
Yerba mala nunca muere.
A poco no, Cuca. Cuando uno se arrepiente de cómo
ha vivido,quiere echarse de reversa, pero no se puede.
Noqueda más que derecha la flecha. Aunque se la pase
uno cortándose las uñas para que no lo delaten.
A ver, levanta la pata y no vengas con lloraderas.
No son lloraderas.
Bonita hora para arrepentimientos. Viene el pie (saca
las tyeras).

CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:

¿Pues qué me vas a cortar?
Las uñas.
¿Con eso? No seas bárbara.
¿Que quieres? ¿Que te las corte con los dientes?
Estaría mejor, no se te hace.
El que paga manda.
No, no, pérate. Mejorcon esto.
¿Con esa navaja te voy a cortar?
¿Te encanta cortar, no?

65

CUCA:
CHEPO:

''

Capaz que te dejo sin ... dedos.
(Ríe).Hazlo con cuidado, con cariño si se puede.

CUCA:

Estás quedando mal Chepa.
Mira la navega que Chepo olvidó. Se acerca a la televisión

Le da la navqja y Cuca deja las tyeras sobre la televisión. Suena el teléfono.

CHEPO:

CUCA:
CHEPO:

¿Qué pasó? Sí, todavía no. Dile al güey que no se preocupe. Si ya sé, .pero no tiene que acelerarse, nunca le
hemos fallado. ¡Ah cómo chinga, dile! A ver pásamelo,
¿Qué? Sí está bien, voy para allá.
Todavía no termino.
Tengo que hallar a Blanca a güevo, este cabrón ya me
la sentenció.
Por afuera vemos llegar a Blanca, se acerca a la puerta

y

antes de tocar se arrepiente.

CUCA:
CHEPO:

Por eso no te curas, por no secarte los pies.
Si viene Blanca que me calme, aquí le caigo mas tarde.

CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:

¿Nomás eso?
No te digo... pinches viejas todas son iguales.
Chepa ...
Tengo prisa.
Blanca se retira de la puerta

CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:

y se esconde.

No se te olvide mi muñeca.
¿Ya te acabaste la otra? Estas bárbara, no te detíen
nadie ¿eh?
Para eso te la pago.
A ver cuánto te dura el gusto ...
Ése es mi pedo ¿Entonces qué?
Deja salgo de este enredo y ya verás, te va a tocar un
de las barbies más gordas.
Eso espero.
Sale Chepo luego de hacerle una caricia.
66

y juega a clavarla entre sus dedos a velocidad al tiempo
que la televisión se prende y se apaga sin sonido. Por
afuera vemos a Blanca que cargando la maleta se acerca
hasta la puerta y toca. Cuca clava la navega en la tele de
un golpe. Se escucha al Cronista.

CRONISTA:

¡Cerca pasó la pelota ... del travesaño!

Cuca esconde la navega. Abre la puerta.

CUCA:
¿No te topaste con el Chepo?
BLANCA: No. ¿Vino?
Entra y recorre la habitación. Deja la maleta junto a la
puerta.

CUCA:
¿Y la otra?
BLANCA: ¿La otra qué?
CUCA:
La otra maleta.
BLANCA: La dejé.
CUCA:
¿Dónde?
BLANCA: Con mi mamá.
CUCA:
Qué raro,
BLANCA: ¿Por qué raro?
CUCA:
Que la dejaste, como nunca te separas de ellas.
BLANCA: Esta vez sí. ¿No ha venido el Tony?
CUCA:
Ese cabrón no tiene nada que hacer que aquí. ¿Andabas con él?
BLANCA: No.
CUCA:
El Chepo anda que no lo calienta ni el sol.
BLANCA: ¿Preguntó por la maleta?
CUCA:
Sí.
BLANCA: ¿Y por mí, por mi linda cara?
67

PJ1

\

ponía. ¡Qué bárbara! Como esfera de discotec, de ésas
que se la pasan dando vueltas sin detenerse. Hasta que
la topé, luegoluegome gustó ¿Apoco no? (pausa) ¿Ahora
qué quieres? ¿Dinero? Pues gánatelo, ya sabes cómo.
Nada te va a pasar por cargar maletas y viajar. Ándale
Blanca, Blanco, Blanquito. Haz de cuenta que cargas
tierra, o polvo del desierto. Así de fácil como cargas tu
nombre, anímate, no tengas miedo, ya luego te voy a
hacer reina. ¿A poco no te gustaría ser la reina de las
polvaredas? (ríe, transición) ¡Qué poca madre, Chepol
¡Eres un cabrón y yo una pendeja, una burra pendeja
(despedaza la muñeca). Pero ya se acabó tu burra. ¡Ya
se acabó, cabrón!
CUCA:
¿Yahora qué?
BLANCA:Que ya me cansé.
CUCA: ¿Y...?
BLANCA:Voya dejar al Chepo, a güevo,
CUCA: ¿Yel negocio?
BLANCA:Mevale madre. El Tony me está esperando en el canal
y no voy a desaprovechar. Ya me cansé Cuca. Me voy
¿Cuántos viajesllevosin ganar nada y arriesgando todo?
El Chepo ni por enterado se da.
CUCA: No digas eso.
BLANCA:Si ustedes corrieran el mismo riesgo, sabrían lo cabrón
Cuca sale. Se oye agua caer. Blanca se quita la blusa.
que es esto.
BLANCA:¿Sabe?, tiene nombre de arenal, de polvareda. ¿De qué CUCA: No te hagas la sufrida.
se ríe? ¿Qué no ha visto las polvaredas? Esos aires que BLANCA:Tú te conformas con chuparte el polvo para hablar con
los muertos, sin riesgo, sin miedo, sin el puto miedo,
levantan nubes de polvo blanco, como usted, como su
ése lo llevo yo junto a las maletas. Soy la burra del
nombre (pausa). Qué bonito pelo, pero el día de su comiedo. Ustedes no saben lo que es rogarle a no sé qué
ronación se le veía más brilloso. A poco no. Si estab
demonios para pasar con vida el retén, para que no
toda brillosa: el pelo, los cachetes, no sé si por el solazo
o por el vestido que se puso usted. Parecía estrella d
abran la maleta ni te aprieten las nalgas o te metan los
navidad, nadie la podía ver por la encandilada que les'!
dedos los pinches madrinas. Porque sin un güey de

CUCA: También. ¿Dónde estabas? Te ves rara, alterada.
BLANCA:Estoy cansada, eso de venir caminando desde...
CUCA:
BLANCA:De donde sea.
CUCA: ¿Quieres café?
BLANCA: Por favor.
CUCA: Siéntate. Yo creí que no venías (pausa). Se te extraña
luego, luego, no creas que no.
BLANCA:Está re feo el camino, lleno de madrinas. Me la pasé
rezando en cada retén, temblando como gelatina. ¿Yel
Chepa a dónde fue?
CUCA: Te anda buscando. Luego regresa. dijo. Le habló el comandante bien enojado. ¿Se quedaron de ver aquí?
BLANCA:Ya ni sé, estoy tan cansada que ni me acuerdo, siento
que los pies se me salen de los zapatos.
CUCA: Pos ten cuidado porque cunde (pausa). Si quieres te
doy una friega para que descanses.
BLANCA:¿No te tardarás?
CUCA: Nomás en lo que se calienta el agua, ya las yerbas están listas.
BLANCA:Préstame una toalla pues.
CUCA: En el ropero hay una. Yo pongo agua rápido, no te
preocupes, ponte cómoda y relájate.

68

69

ésos no está conectado o anda caliente, le vale madn
la mordida. Así que no hay trato te dicen. ¿Ves esta
nalgas? Son mis mejores amigas, ellas sí me quiere
porque me han salvado más de una vez.
CUCA:
Dices que el agua fría no te asusta.
BLANCA: No tengo más aliadas que mis nalgas.
CUCA:
¿Te baño? ¿Sí ono?
BLANCA: (Llora).
CUCA:
Ven. El agua te va a relajar.
BLANCA: Apaga la luz y prende la tele sin sonido.
Como tú quieras.
CUCA:

Cuca le quita la veladora

Blanca le toma la mano con el jabón y se lo hace girar por
el cuerpo.

CUCA:
Soy la carne ...
BLANCA: Soy la carne que cruje ...
Le bqja la mano al sexo.

CUCA:
Di que no te vas, Blanca. dímelo.
BLANCA: ¡Sí, sí, síl
CUCA:
¡Acelera mi muerte!
La entrega se alarga hasta el clímax. Pausa.

Blanca se mete a la tina, disfruta del agua, se remoja. el

BLANCA: Nunca te voy a olvidar.
CUCA:
No te vayas Blanca.
BLANCA: No, Cuca, no.
CUCA:
Quédate conmigo.
BLANCA: ... No puedo.
CUCA:
¡Te quiero!
BLANCA: Ya está resuelto.
CUCA:
Cómo eres terca, carajo.

y empieza a calmarse. Cuca enciende una veladon
y trae jabón. Se acuclilla a Blanca y la er¡jabona sumer-

cabello

giendo la mano entre las piernas de ella.

li '
~·I

¿Qué tal el agua?
CUCA:
BLANCA: Rica ...
Cómo se resbala el jabón suavecito en tu piel.
CUCA:
BLANCA: Me gusta mucho ...
Sostén la veladora.
CUCA:
BLANCA: ¿Para qué?
Para rezar.
CUCA:
BLANCA: No tengo ganas.
Te vas a sentir mejor. Tú nomás repite. Soy Blanca ...
CUCA:
BLANCA:
Repite. Soy Blanca.
CUCA:
BLANCA: Soy Blanca Suárez ...
Eso. Así, bonita. Soy una moneda ...
CUCA:
BLANCA: Soy una monedita de oro ...

70

y le derrama le cera en el pecho.

Tocan a la puerta.

CUCA:

Ahí está Chepo.
BLANCA: ¿Qué vamos a hacer?
CUCA:
Se me hace que se te cebó el despegue, paloma.
Chepo empaja la puerta y entra.

CHEPO: ¿Qué pasó Cuca? (pausa). Otra vez jugando juntas.
BLANCA: No es lo que te imaginas.
CHEPO: A poco, Blanca ...
BLANCA: Me estaba bañando.
CHEPO: Sí, claro.

j

71

CUCA:

No te vamos a explicar nada.

CHEPO: Ya veremos. ¿Dónde estabas? ¿Yla maleta?
BLANCA:Ahí.
CHEPO: Todo el pinche día buscándote. Dame la llave.
BLANCA:Voy por ellas.

:1

Chepo la toma del cabello, le mete la mano entre s
piernas.

CHEPO: ¿Qué carajos traes?
BLANCA:Deja voy por mi bolsa, ahí tengo la llave.
CHEPO: Trae la bolsa Cuca.
CUCA: Consíguete tu mensajero.
CHEPO: Ya me están cansando pinches viejas. No estoy tonto
¿Qué se traen entre manos?
CUCA: Te queremos matar.
Chepo toma eljabón.

CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:
CHEPO:
CUCA:

Qué raro huele este jabón.
Se te hace ...
Raro pero rico. A poco no, Cuca...
¿A qué machito, a qué?
A tortillas o mejor dicho a tor-tí-lle-ras.
Ya se te subieron los hongos a la nariz. Esa mierda y
te llegó al cerebro.
CHEPO: Quién las viera tan hembras y nada, les encanta tocar
se las mañanitas, se les hace agua la canoa.
CUCA: Como vivesjuzgas, puto.
CHEPO: A mí no me gustan los hombres.
CUCA: Ni las mujeres, cabrón.
CHEPO: ¿Por eso no me pelas? Prefieres calentarle el parche
la Blanca.

1

CHEPO: Te voy a chingar.
BLANCA:Aquí esta la llave. Aunque está fallando y se atora mucho. ¿Verdad Cuca?
CUCA: Sí (pausa). Se atora.
CHEPO: Déjense de chingaderas y viene la llave.
Blanca le arroja la llave a Cuca.

BLANCA:¡Nose la des, Cuca!
CHEPO: Dámela, te conviene.
BLANCA:No, Cuca.
CUCA: El que nada debe nada teme, Blanca.
Le entrega la llave al Chepo.Blanca intenta salir corriendo pero Chepola detiene.

CHEPO: Tenemos que hablar. Ten, abre la maleta (pausa). ¡Qué
la abras!
Blanca abre la maleta y vacía el contenido.

CHEPO: ¿Dónde chingados está la carga?
BLANCA:Pregúntale a Cuca.
CHEPO: ¿Cuca?
CUCA: No sé de que habla.
BLANCA:Note hagas. Tú la guardaste para irnos las dos. Ése es
el plan Chepo.
CUCA: Está contando mentiras.
CHEPO: ¿A poco Cuca?
CUCA: Yono tengo nada Chepo, de veras.
BLANCA:¿No? ¿Yésta qué? Te la trajo Santa Clos.
Levanta la muñecadespedazada del piso.

CHEPO: Se la traje yo (pausa). Pinches viejas todas son iguales.
Ora vas a soltar toda la sopa, Blanquita.

Le restrega eljabón en la cara. Cuca lo muerde.
72

73

La toma de los pelos y la empaja. Blanca se zafa y choca
con la tele que se apaga.

BLANCA:¡Quiero irme, no verte nunca! Eso es todo lo que te voy
a decir.
CHEPO: Vamos a ver...
Blanca corre, chcx;a con los objetos y los deniba.

BLANCA:Ya no te tengo miedo. Se acabó la burra del miedo, cabrón.
CHEPO: Te voy a matar.
Le da alcance y la deniba, luego la arrastra hasta la tele-

CUCA: ¿No me quieres?
BLANCA:No, no, no. Mevoy sola.
CUCA: Llévame contigo, Blanca.
BLANCA:Tú eres un macho, como él. Me das miedo, me dan
miedo los dos.
CHEPO: ¿Vas a dejar que se vaya? No te conocía tan pendeja.
CUCA: ¡Cállate! (le aprieta el cuello con la navqja).
BLANCA:No podría contigo, perdóname ...
Se acerca a Cuca, le da un beso y se retira a la puerta. Al
darles la espalda Cuca suelta a Chepo.

CHEPO: Este pan ya se quemó.

visión, le pega, la patea, Blanca se defiende como puede.
Chepo arrastra a Blanca hasta donde está Cuca.

BLANCA:¡Cuca, ayúdame!
CUCA: ¡Déjala, ya estuvo bueno, Chepo!
CHEPO: Aquí se muere esta puta.

CHEPO: ¡Haztu jale Cuca! ¡Acortar!
Blanca patalea, intenta zafarse. Es levantada en vUo y
azotada con fuerza sobre la televisión.

Cuca se acerca a Chepo y lo amenaza poniéndole la navega en el cuello.

CRONISTA:

CHEPO: ¿Con quién estás tú? (pausa) ¿Te gusta cortar, eh?
CUCA: Así te mato los hongos del cerebro.
CHEPO: Par de viejas tortilleras.
CUCA: Agarra las tijeras, Blanca.
BLANCA:¿Para qué?
CUCA: Le vas a cortar el pescuezo.
BLANCA:No. Yo nomás quiero irme.
CHEPO: Te vas a ir conmigo...
CHEPO: Machorras de mierda.
CUCA: ¡Cállate!Vamos Blanca. ¿Quieres volar o no?
BLANCA:Sí.
CUCA: Pos a volar. ¡Mátalo!
BLANCA:No quiero volar contigo. Quiero volar sola, sola, sola.
74

¡Gooll¡Goooll¡Gooool!

Chepo patea la pantalla y se produce un oscuro violento.
Tony aparece en la calle solitaria. Carga una maleta. Se
topa con la otra maleta tirada.

TONY:

¡Blanca, Blanquita!
Cruza la escena hasta desaparecer se oye su voz.

TONY:

¿Dónde andas? ¡Blanquita, ya vine, mamacital
Regresa. Se oye una patrulla.

TONY:

Si no sales me voy. ¡Oíste! ¡Blancaal
Topa nuevamente con la maleta, trata de levantarla pero

75

no puede. Está muy pesada. Busca en su pantalón y saca
una navqja con la que abre la maleta. Mete la mano y
saca un pedazo de plástico.
TONY:

¡Aygüey! ¿Y esto qué?

Vuelve a meter la mano y se la llena de sangre. Saca
unas tijeras. Se asusta y se levanta rápidamente, se lleva las manos al pecho y se mancha la ropa de sangre.
Tira las tijeras y trata de correrpero lodetiene el rechinar
de carros: luces que se proyectan sobre él y lo encandilan.
TONY:
VOZ:
TONY:

Correal centro de la calle y cae, las luces lo ciegan.

,:¡ ,
!'::

¡

No, yo no fui, no puede ser. Yo no la maté.
¡Note muevas!
¡Aygüey!

¡

TONY:
¡

VOZ:
TONY:

¡Yo no sé nada! ¡Yono fui! Es una trampa, yo no sé
nada ...
¡Chíngatelo! ¡Aquí está! Un 38 ¡Aquí está!
Blanca ... mamita, chiquita. ¡Yono fui, Blancaaa!

El ruido de la radio de las patrullas apaga su voz.

- OSCURO FINAL-

76