Está en la página 1de 13

1

Serie La Biblia parte 2

Autor: Paulo Arieu

Datos de importancia acerca de la Biblia

La Biblia contiene unos 3.566.480 letras, 773.693 palabras, 31.102 versículos y


1.189 capítulos. Se necesita unas 38 horas para leer el Antiguo Testamento y 11
horas para el Nuevo Testamento, o sea, 49 horas en total para leer toda la Biblia.
Si se quiere recitar la Biblia hablando normalmente, se necesita 70 horas y 40
minutos. Si se lee diariamente unos 4 capítulos, se puede leer fácilmente toda la
Biblia en un año (365 días).[0]

"Las primeras páginas de la Biblia se remontan a unos 34 siglos atrás y las últimas
a cerca de 1900 años. Fue redactada por unos cuarenta y cinco escritores de
diferentes orígenes, es decir, de diversa cultura, profesión o situación social. La
mayoría de ellos no se conocían entre sí. Y sin embargo, existe una unidad (sin
contradicción alguna) como si todos hubieran escrito en el mismo tiempo." [1]

"Se cree que fue Esteban Langton, profesor de la Universidad de París y después
arzobispo de Canterbury, quien primero dividió toda la Biblia en capítulos por el año
de 1227 d. de Cristo. Pero otros sostienen que fue el Cardenal Hugo de San Cher
hacia mediados del siglo XIII. Pero fue sino hasta el año de 1551 que Roberto
Stephanus publicó el primer N.T. griego con versículos. Lo anterior considerando
que los originales estaban escritos de esta forma.
"ENELPRINCIPIOERAELVERBOYELVERBOERACONDIOSYELVERBOERADIOS"."[2]

Estas opiniones me parecen muy interesantes. Son de hombres célebres,


que opinión tenían de la Biblia

“Estoy leyendo el libro de Job y me ha producido un éxtasis extraño. Dejé el libro a


un lado y estuve paseando como un león enjaulado durante horas y horas, casi sin
poder contener las lágrimas. Este libro fue uno de los primeros que se apoderaron
de mí y cuyo recuerdo no me ha abandonado durante el resto de mi vida.” Fedor
Dostoievski

“La existencia de la Biblia como un libro para el pueblo es el mayor beneficio que ha
experimentado la raza humana.” Emmanuel Kant

“Siempre he dicho y diré que el estudio del Sagrado Volumen hará mejores
ciudadanos, mejores padres y mejores esposos.” Tomás Jefferson

“Es el Evangelio la más preciosa dádiva que Dios ha podido enviar al


mundo.”Montesquieu
2

“No hay filosofía más sublime que la conocida con el nombre de Sagrada
Escritura.” Isaac Newton

“Stanley, yo he leído la Biblia cuatro veces mientras estaba esperando en


Manyuena. Todo lo que soy lo debo a Cristo Jesús, revelado para mí en su Libro
divino. ¡Oh, Stanley, Stanley, aquí está el manantial de la fuerza y del poder que
transforman! “ David Livingstone

“Tu Palabra no muere, nunca muere, porque vive. No muere tu Palabra


Omnipotente porque es la vida misma, y la vida no vive, vivifica.” Miguel De
Unamuno

Wesley (s. XVIII), en el prefacio a sus Notas explicativas sobre el Nuevo


Testamento, dice de las Sagradas Escrituras: «Cada parte de ellas es digna de Dios,
y todas en conjunto son un cuerpo entero, en el cual no hay ningún defecto ni
ninguna parte superflua.» [3]

«Tratando del mismo asunto escribe:–El lenguaje de sus mensajeros además es


exacto en el más algo grado, porque las palabras que fueron dadas a ellos
correspondieron con precisión a las impresiones hechas en sus mentes.»[4]

“La esperanza entera del progreso humano pende de la influencia siempre creciente
de la Biblia” W.H. Seward

“La Biblia vale más que todos los demás libros que jamás hayan sido impresos”
Patrick Henry

El blog de Frases Cristianas, publica las siguientes frases célebres: [5]


“El primero y casi el único libro que merece atención universal es la Biblia. Hablo
como un hombre de mundo….y te aconsejo: Escudriña las Escrituras. ” John
Quincy Adams

“La Biblia es un libro que hace aparecer a todos los demás, en mi opinión, como de
menor importancia; en todas mis perplejidades y ansiedades nunca ha dejado de
ofrecerme luz y fuerza.” Robert Lee

“La Biblia no es un mero libro, sino una creación viviente, con un poder que vence a
todo cuanto se le opone”. Napoleón Bonaparte,

“La Biblia es un libro tal, que si todo lo demás en nuestro lenguaje pereciera, sería
suficiente con ella sola, para mostrar en toda su extensión la belleza y el poder de
nuestra lengua.” Thomas Babington Macaulay

Creo honestamente que el leer estas opiniones nos puede ayudar a "tener un alto
concepto de la palabra de Dios" [6]

Las 10 frases más conocidas de la Biblia [7]


A continuación las 10 frases de la Biblia más populares, según las listas de varias
instituciones cristianas y de referencias contabilizadas a través de la Internet.
Llama la atención la predilección por citas del Nuevo Testamento y en particular del
Evangelio de Juan.
Las frases son el núcleo de conocidos versículos bíblicos, puestas aquí en un orden
que recorre las fundamentales declaraciones de la fe cristiana. Sin dudas, una
prueba de la sabiduría popular.
No es de extrañar que la gran mayoría de las citas recopiladas pertenezcan a Jesús
y al apóstol Pablo.
3

En el principio creó Dios los cielos y la tierra.(Génesis 1.1)

Jehová es mi pastor.(David, en Salmos 23.1)

En la casa de mi Padre muchas moradas hay (Jesús, en Juan 14.2)

De tal manera amó Dios al mundo.(Evangelio de Juan 3.16)

La verdad os hará libres.(Jesús, en Juan 8.32)

Yo soy el camino, y la verdad, y la vida.(Jesús, en Juan 14.6)

Por gracia sois salvos por medio de la fe.(Pablo, en Efesios 2.8)

Si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, serás salvo.(Pablo, en Romanos


10.9)

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.(Pablo, en Filipenses 4.13)

Id, y haced discípulos a todas las naciones.(Jesús, en Mateo 28.19)

¿CUANTAS HORAS SE NECESITAN PARA LEER LA BIBLIA EN UN AÑO?

La Biblia contiene unos 3.566.480 letras, 773.693 palabras, 31.102 versículos y


1.189 capítulos.

Se necesita unas 38 horas para leer el Antiguo Testamento y 11 horas para el


Nuevo Testamento, o sea, 49 horas en total para leer toda la Biblia.

Si se quiere recitar la Biblia hablando normalmente, se necesita 70 horas y 40


minutos.

Si se lee diariamente unos 4 capítulos, se puede leer fácilmente toda la Biblia en un


año (365 días).

Los Gedeones Internacionales tienen un calendario diario para leer la Biblia en un


año.

Pero además, existen otros calendarios para leer la Biblia en un año.

Plan para leer la biblia en un año: (PLAN PARA LEER LA BIBLIA EN UN AÑO.pdf)

La Biblia es un libro único:

1.SUPERVIVENCIA A TRAVÉS DEL TIEMPO


Las escrituras hebreas se produjeron durante un período que abarca unos 1500
años, pero el NT se escribió durante el primer siglo d.C.

Un artículo publicado por la revista digital Impacto, comenta acerca de su


preservación a través del tiempo.
"Escrita en materiales perecibles, teniendo que ser copiada y recopiada durante
centenares de años antes de la invención de la prensa de imprimir, sin embargo
esto no perjudicó su estilo, su corrección ni su existencia. La Biblia, comparada con
otros escritos antiguos, tiene más evidencia manuscrita que diez piezas
cualesquiera de literatura clásica combinadas.." [8]

Luego este artículo cita a varios prominentes eruditos:[9]


4

A. T. Robertson, el autor de la gramática más completa del Nuevo Testamento


griego, escribió, “Existen unos 8000 manuscritos de la Vulgata Latina y cuando
menos 1000 de las otras versiones primitivas. Añádase unos 4000 manuscritos
griegos y tenemos 1300 copias manuscritas de porciones del Nuevo Testamento.
Además de todo esto, gran parte del Nuevo Testamento puede reproducirse de las
citas de los escritores cristianos primitivos”.

John Warwick Montgomery (History and Christianity), dice que, “el manifestarse
escéptico respecto del texto resultante de los libros del Nuevo Testamento equivale
a lanzar a la oscuridad todos los clásicos de la antigüedad, pues ningún documento
del período antiguo está, como este, tan bien respaldado bibliográficamente como
el Nuevo Testamento”.

Bernard Ramm (Protestant Christian Evidences, Moody Press), habla de la


precisión y número de la autoridad manuscrita bíblica:

John Lea en The Greatest Book in the World comparó la Biblia con Shakespeare:
“En un artículo en el North American Review, un escritor hizo algunas
comparaciones entre los escritos de Shakespeare y las Escrituras, donde muestra
que mucho mayor cuidado debe haberse tenido con los manuscritos bíblicos que
con otros escritos, aun cuando había mucha mayor oportunidad de preservar el
texto correcto por medio de copias impresas que cuando todas las copias tenían
que hacerse a mano. El dijo:‘Parece extraño que el texto de Shakespeare, que ha
estado en existencia menos de doscientos ocho años, sea mucho más incierto y
corrupto que el del Nuevo Testamento, que ahora tiene dieciocho siglos de
antigüedad, durante casi quince de los cuales existió solamente en forma
manuscrita… Con solamente doce o veinte excepciones, el texto de cada versículo
del Nuevo Testamento puede decirse que está de tal manera establecido por el
consenso general de los eruditos que cualquier disputa en cuanto a sus lecturas
debe atribuirse más bien a la interpretación de las palabras que a cualquier duda
respecto de las palabras mismas. En cambio, en cada una de las treinta y siete
obras teatrales de Shakespeare hay probablemente un centenar de lecturas todavía
en disputa, una gran porción de la cual afecta el significado de los pasajes en que
ocurren’ ”.

También comenta acerca de los judíos:[10]


“Los judíos lo preservaron como ningún otro manuscrito ha sido preservado
jamás. Con su masora (parva, magna, y finalis) llevaban la cuenta de cada letra,
sílaba, palabra y párrafo. Tenían clases especiales de hombres dentro de su cultura
cuya exclusiva misión era preservar y transmitir estos documentos con fidelidad
prácticamente perfecta -escribas, abogados, masoretas-. ¿Quién contó jamás las
letras, sílabas y palabras de Platón o Aristóteles? ¿De Cicerón o de Séneca?”.

“En relación con el Nuevo Testamento, existen alrededor de trece mil manuscritos,
completos e incompletos, en griego y en otros idiomas, que han sobrevivido desde
la antigüedad. Ninguna otra obra clásica de la antigüedad cuenta con tal respaldo”.

SINGULARIDAD DE LA BIBLIA
5

Esteban Beitze explica varias razones por las cuales la Biblia "Es el libro
completamente diferente a todos los demás":[11]

A. La Biblia es única en su continuidad:


Escrita en un período aproximado de 1600 años.
Escrita a lo largo de 60 generaciones.
Escrita por más de 40 autores de diferentes clases sociales, incluyendo reyes,
campesinos, filósofos, pescadores, poetas, estadistas, eruditos, etc.
Escrita en diferentes lugares: Moisés en el desierto, Jeremías en la cárcel, Juan en
el exilio de Patmos, etc.
Escrito en diferentes épocas: David en tiempos de guerra, Salomón en tiempos de
paz.
Escrito en diferentes estados de ánimo: algunos gozosos, otros en la profunda
angustia y dolor.
Escrito en tres idiomas.
En su material incluye una infinidad de temas controversiales y, a pesar de esto,
mantuvieron una unidad impresionante a lo largo de los siglos desde el Génesis
hasta el Apocalipsis.

B. Es única en circulación:
La Biblia ha sido publicada en más idiomas y leída por más gente que cualquier otro
libro. El primer libro formal que se publicó fue la Vulgata Latina. Fue impresa en la
prensa de Guttenberg (1455).

C. Única en su traducción:
La Biblia fue el primer libro que se tradujo: la Septuaginta (traducción griega del AT
hebreo) (250 a.C.). La Biblia ha sido traducida y vuelta a traducir y parafraseada
más que cualquier otro libro existente. La Biblia entera o partes de ella han sido
traducidos en más lenguas que cualquier otro libro. La siguiente es una clasificación
de lenguas por continente, y luego en qué punto del proceso de traducción se
encuentra la Biblia o partes de ella para estas lenguas.

D) Única en su supervivencia a través de persecución:


Como ningún otro libro, la Biblia ha soportado los ataques mal intencionados de sus
enemigos. Muchos han tratado de quemarla, de prohibirla y de ponerla fuera de la
ley desde los emperadores romanos hasta el comunismo o el Islam. Voltaire, el
destacado incrédulo francés que murió 1778, dijo que cien años después de su
época el cristianismo sería borrado de la existencia y pasaría a la historia. ¿Pero
qué fue lo que sucedió?
Solamente 50 años después de su muerte, la Sociedad Bíblica de Génova usó la
misma prensa y casa de él para producir montones de Biblias.

E) Única en su supervivencia en medio de la crítica:


Fue el libro más sujeto a crítica, burla y escepticismo a lo largo de los siglos. Una y
otra vez se quiso demostrar por la arqueología que estaba equivocada. Pero otras
tantas, se tuvo que reconocer que era la verdad. Cuanto más criticada, más
personas creen en ella y la aman.

F. Única en su supervivencia en las enseñanzas:


1) Profecía: No hay otro libro como la Biblia con una impresionante amplitud de
profecías acerca de diferentes pueblos, personas, ciudades y, sobre todo, de la
venida de Uno llamado el Mesías, que se haya cumplido en una perfección
inimaginable.
2) Historia: El AT es el escrito histórico más antiguo existente. No existe otra
tradición a nivel, mundial, a través de todas las culturas, que tenga el conocimiento
tan exacto de su pasado.
6

3) Personalidades: LS.Chafer decía: “La Biblia no es la clase de libro que el


hombre escribiría si pudiera, o que podría escribir si quisiera hacerlo”. La Biblia
trata con mucha franqueza acerca de los pecados de sus personajes. No se trata de
encubrir, tapar u obviar ningún detalle negativo de los personajes que aparecen.

G. Única en su influencia sobre la literatura circundante:

a. Cleland B. McAfee escribe: “Si se destruyeran todas las Biblias en todas las
grandes ciudades, el Libro podría ser restaurado en todas sus partes esenciales a
partir de las citas de ella en las estanterías de la Biblioteca pública de la ciudad.
Existen obras, provenientes de casi todos los grandes escritores literarios,
dedicadas especialmente a mostrar la gran influencia que la Biblia ha tenido sobre
ellos”.

b. El historiador Philip Schaff describe la singularidad de ella y al Salvador que


ella presenta: “Este Jesús de Nazaret, sin dinero ni armas, conquistó más millones
que Alejandro, César, Mahoma y Napoleón. Sin ciencia y sin erudición, derramó
más luz sobre las cosas divinas y humanas que todos los filósofos y eruditos
combinados. Sin la elocuencia de las escuelas, habló tales palabras de vida como
nunca antes o después fueron dichas, y produjo efectos que yacen más allá del
alcance del orador o poeta. Sin escribir ni una sola línea, puso en movimiento más
plumas, y proporcionó temas para más sermones, oraciones, discusiones,
volúmenes de erudición, obras de arte, y cánticos de alabanza que el ejército
completo de grandes hombres de los tiempos antiguos y modernos”.

H. Única en los cambios logrados en las personas:


¿Cuántas personas cuyas vidas estaban destruidas por la maldad cambiaron
radicalmente su conducta después de leer en sus páginas? Innumerables pudieron
salir de los vicios al observar sus hojas. ¿Y a cuántos desesperados les dio ánimo?

I - Única en su traducción y distribución.


1) División de lenguas en el mundo:
África: 2060
Asia: 2200
Oceanía: 1310
América: 1000
Europa: 230
Total: 6800 lenguas (algunos dicen 6912}

2)Punto que se encuentra en cuanto a la traducción:


Traducción entera de la Biblia: 429
Traducción del NT: 1000
Traducción de una o varias partes: 997
Traducción que se está llevando a cabo: 1953
Pobladores que hablan un segundo idioma en el cual ya hay una traducción hecha:
400
Lenguas que se están extinguiendo: 400
Lenguas que no tienen traducción de alguna parte de la Biblia: más de 2000
De estas últimas las que tienen necesidad urgente: 1000
Necesidad de traducción que se encuentra bajo análisis: 2200 (datos suministrados
por Wicliff 2008)

¡Única en su tamaño! [12]


La Biblia más grande del mundo: Un ebanista de Los Ángeles (California, EEUU)
necesitó dos años, trabajando ocho horas diarias, para hacer una Biblia
enteramente de madera. Las hojas son de contraenchapado de madera de 1 metro
de altura, en las que están grabados los versículos. Ese singular libro tiene 8.048
7

páginas, pesa 547 kilos y tiene unos metros de grueso.

Muchos hombres en la historia de la humanidad, se inspiraron en la Biblia para


realizar grandes desafíos.

Conclusión:
Lo anterior no es una prueba de que la Biblia sea cierta, pero es una prueba de la
singularidad. Frente a esta aplastante evidencia, si se fuera inteligente, se leería el
libro que ha atraído la atención de millones de personas más que ningún otro en el
mundo entero. Creemos que la Biblia es Palabra de Dios y lo creemos por la fe en
nuestro Dos. Como hacer para creer en esto? Pues, como dijo el conocido defensor
de los derechos humanos, el ministro afroamericano bautista Martin Luther
King:"Debes dar el primer paso con Fe. No necesitas ver toda la escalera, tan solo
debes dar el primer paso." Porque "Fe es creer en lo que no se ve; y la recompensa
es ver lo que uno cree, dijo el celebre obispo de Cartago, África, San Agustín de
Hipona, quien defendió la fe contra los paganos o contra los racionalistas en su
tiempo. Sin fe no hay teología, bien dijo Juan Pablo II. Poca fe bastará para
llevarnos al cielo, mas una gran fe traerá el cielo hasta nosotros. C.H. Spurgeon
[13]

Pero la fe verdadera, que es el fundamento de la verdadera vida espiritual, "no


depende de sentimientos humanos, sino de una verdad revelada por Dios. La
afectividad y nuestros bellos sentimientos no nos conducirán a la vida eterna. La
Escritura ha de ser el criterio de toda verdad. Ella juzga todo, y no debe ser
juzgada por nadie. La autoridad de Cristo es la autoridad de la Escritura. Cristo es
el Profeta que dice que la Escritura no puede ser abolida. Cristo es el Sacerdote que
cumple la Ley hasta la muerte, obedeciendo las profecías de la Escritura. Cristo es
el Rey que da testimonio de la Escritura, sometiéndose él mismo a lo que está
escrito. Y si para el Señor fue suficiente, ¿quién soy yo para decir que para mí la
Biblia no basta?. La Escritura es suficiente y clara." [14]

Para resumir, podemos decir que la Biblia, o partes de ella, ya se encuentra


traducida en alrededor de 2300 lenguas. Lo interesante es que, con respecto a
varias lenguas, son los mismos traductores de la Biblia los que están inventando el
alfabeto y están enseñando a leer.

Es curioso ver como la Biblia ha sido preservada milagrosamente. Por un lado, por
Israel, aún en medio de sus grandes apostasías, sus cautividades y sus destierros.
Y por otro lado, por quien razones de sobra hubiese tenido para destruirlas, la
Iglesia Católica, quien durante siglos, se encargó sistemáticamente de impedir la
transmisión de su mensaje y su libre traducción y circulación.

La iglesia que vive en la Palabra, guardará cuidadosamente la unidad de la


Revelación de Dios y el contenido práctico de la misma. Y hace esto, porque lee el
Antiguo testamento a la luz del Nuevo, y el Nuevo Testamento la luz del Antiguo.
Así puede recibir, o mejor dicho, le es permitido recibir u obtener sabiduría para
Vida, en todos los terrenos. La Palabra de Dios enseña a la iglesia, que Dios el
Señor ha creado todas las cosas, y que la tierra está llena de su gloria. David
dice: "Abre mis ojos, y miraré las maravillas de tu Ley" (Sal. 119:18). [15]

La Palabra de Dios "es el libro de instrucción" imprescindible para el genero


humano. [16]

Podemos decir, al igual que lo hicieron nuestros antepasados Reformados de Los


Países Bajos, en su declaración de fe, que "Confesamos, que esta Palabra de Dios
no fue enviada ni producida por la voluntad de hombre alguno, sino que los santos
hombres de Dios, siendo guiados por el Espíritu Santo, la hablaron, conforme dice
8

el apóstol Pedro 3.
Después, Dios, por un cuidado especial 6 que El lleva de nosotros y de nuestra
salvación, mandó a sus siervos los profetas y apóstoles0 consignar por escrito Su
Palabra revelada; y El mismo escribió con Su dedo las dos tablas de la Ley6'. Por
esta razón, a tales escritos los denominamos: santas y divinas Escrituras."[17]

Y además, en referencia a los dos Testamentos que componen La Biblia, que


"creemos sin duda alguna todo lo que está comprendido en ellos; y eso, no tanto
porque la Iglesia los acepta y los tiene por tales, sino sobre todo porque el Espíritu
Santo nos da testimonio en nuestros corazones, que son da Dios; y porque también
tienen la prueba de ello en sí mismos; cuando advertimos que los ciegos mismos
pueden palpar que las cosas que en ellos se han predicho, acontecen." [18]

Dios "se nos da a conocer aun mas clara y perfectamente por su santa y divina
Palabra, esto es tanto como nos es necesario en este vida para su Honra y la
salvación de los Suyos." [19] Art. 2

Creemos, que esta Santa Escritura contiene de un modo completo la voluntad de


Dios a, y que todo lo que el hombre está obligado a creer para ser salvo se enseña
suficientemente en ella b Pues, ya que toda forma de culto que Dios exige de
nosotros se halla allí extensamente descrita, así no les es permitido a los hombres,
aunque incluso sean Apóstoles, enseñar de otra manera que como ahora se nos
enseña por la Sagrada Escritura; es más, ni aunque fuera un ángel del cielo b,
como dice el apóstol Pablo (Gal. 1,8). Porque, como está vedado añadir algo a la
Palabra de Dios6, o disminuir algo de ella (Dt. 4,2; 12,32; 30,6; Ap. 22,19), así de
ahí se evidencia realmente, que su doctrina es perfectísima y completa en todas
sus formas c. Tampoco está permitido igualar los escritos de ningún hombre —a
pesar de lo santos que hayan sido6'— con las Divinas Escrituras, ni la costumbre6
con la verdad de Dios (pues la verdad está sobre todas las cosas, ni el gran
número, antigüedad y sucesión de edades o de personas?, ni los concilios, decretos
o resoluciones6; porque todos los hombres son de suyo mentirosos y más vanos
que la misma vanidad'. Por tanto, rechazamos de todo corazón todo lo que no
concuerda con esta regla infalible', según nos enseñaron los Apóstoles,
diciendo: Probad los espíritus si son de Dios (1 Jn. 4,1). Asimismo: Si alguno viene
a vosotros, y no trae esta doctrina, no lo recibáis en casa' (2 Jn. 10).[20]

Nuestra tentación contemporánea a racionalizar las escrituras, o a mistificarla,


ignorando la belleza de cada lenguaje de la biblia, es un peligro que deben procurar
evitar los biblistas. No ignoramos los problemas que tiene para nosotros el
comprender no solo los antiguos lenguajes como el hebreo, el arameo, y el griego
koiné, sino también el procurar comprender las costumbres y los distintos giros
idiomáticos de los semitas.

«Es el racionalismo que ha dejado tristes huellas en determinadas épocas de la


historia de la teología. El racionalismo prima el elemento de información sobre los
otros dos y quiere reducir la revelación a un conjunto de verdades reveladas. Lo
expresivo o impresivo sólo interesan en la medida en la que pueden ser formulados
como una proposición, sacrificando la inmediatez de su forma originaria. Por otra
parte el racionalismo desprecia todos los elementos no racionales del lenguaje, la
fantasía, el ritmo, la sonoridad, la belleza… Ignora que las ideas están encarnadas
en el lenguaje en una unidad indivisible. No es que las ideas vengan vestidas con el
lenguaje. El lenguaje no es un vestidito que se pueda quitar para dejar a las ideas
desnudas.

La tentación sería exprimir los textos bíblicos, como quien exprime una naranja,
para destilar una catálogo de verdades objetivas reveladas, y tirar el resto al cubo
de la basura. De esa manera reemplazamos la Biblia con el Denzinger. Pero el
9

Denzinger nunca podrá sustituir a la Biblia. Es verdad que la Biblia posee un


contenido formulado o formulable en proposiciones. La fe tiene un elemento
intelectual, pero no se reduce a él. Dios no se nos ha revelado simplemente para
darnos un catálogo de informaciones.

Alegorizando el ejemplo de la naranja, podríamos decir que es en la cáscara donde


están las vitaminas, y la pulpa es muy importante para activar el tracto intestinal.
Al tirar todo esto a la basura estaríamos reduciendo a un mínimo el elemento
nutritivo de la naranja.»[21]

Francsico La Cueva cita tres principios generales que no han de echarse en olvido
para una sana hermenéutica:

«1.La Santa Biblia no es un libro de Geología, ni de Astronomía, ni de Física, ni de


Matemáticas, sino una Historia de la Salvación. No es un libro de Ciencia, sino de
Fe, aunque toda la Biblia es inspirada por Dios e infalible.

2. Todo lo científico, que sirve de contexto a esta Historia de la Salvación, está


narrado de una forma popular, al alcance de todos, según la percepción semita de
los fenómenos y según la cosmovisión oriental. Así en tendemos el pasaje en que
se nos dice que Josué mandó al sol detenerse. ¿No dicen nuestros actuales
calendarios «el sol sale a tal hora; el sol se pone a tal hora»?

3.Es preciso conocer la mentalidad hebrea para poder entender debidamente la


Santa Biblia, ya que la inspiración divina se acomoda a los estilos literarios y a los
modos de pensar de los hagiógrafos, o escritores sagrados, todos los cuales eran
hebreos, con la sola excepción de Lucas. Esta mentalidad hebrea era: concreta,
imaginativa, primitiva, fáctica (inclinada a expresar los conceptos en gestos). Si se
desconoce la mentalidad hebrea, se pierde de vista que el léxico y la temática del
Nuevo Testamento están inmersos en los conceptos del Antiguo Testamento, y los
vocablos «salvación», «verdad», «justicia», «gracia», «fe», «vida», «camino», etc.,
pierden su verdadero sentido, al ser entendidos de acuerdo con las categorías del
pensamiento greco-romano.»[22]

Disponibilidad actual de la Biblia

Según cifras publicadas por Las Sociedades Bíblicas Unidas:

«Las Sagradas Escrituras están disponibles completa o en partes en 2287 idiomas,


frente a las 6500 lenguas que se hablan en el planeta.

Actualmente, más del 90% de la humanidad tiene acceso a como mínimo, una
porción de la Biblia en su idioma nativo.

Cada año se vende en todo el mundo más de 14 millones de Biblias, y más de 25


millones del Nuevo Testamento.

Se calcula que hasta el momento se han distribuido unos cinco mil millones de
ejemplares.

Es la colección de Libros que más ha influido en la historia de la humanidad, de Ella


se han hecho obras artísticas, literarias y musicales.

Una reciente encuesta ha demostrado que de cada cien personas que dicen valorar
este Libro Sagrado, solamente 12 lo leen cada día.

En octubre de 2003, se realizó la Feria Internacional del Libro Cristiano, en Madras


10

(India); allí se exhibió la Biblia mas extensa del mundo y el ejemplar más grande
(siete kilos), impresa en Filadelfia (EEUU) en el año 1884»[23]

Ningún otro libro religioso en la historia de la humanidad, es tan antiguo y completo


como las Sagradas Escrituras, así por ejemplo:

«a. Hinduismo: Texto sagrado Vedas (la Sabiduría), colección de himnos, siglo X
A.C.

b. Budismo: Texto sagrado Mantras (Herramienta para la meditación), 2500 años


atrás.

c. Confusionismo: Colección de Clásicos, siglo V al III A.C.

d. Taoísmo: Dos libros importantes escritos entre los siglos IV al III A.C.

e. Sintoísmo: Escritos sagrados compuestos hace 1200 años

f. Islamismo: Libro sagrado El Corán (Recitación), elaborado por Mahoma entre los
años 610 al 632 D.C.»[24]

“Simplemente mire la Palabra de Dios y notará dos características: una, que es


muy fácil de entender, y dos, que es de gran calidad. La Palabra de Dios es tan
llana que ni un ciego se perdería en ella… Las parábolas de la Palabra de Dios
nunca serán enigmas. Dios no intenta hacer de Su Palabra un enigma, por ello Su
Palabra es clara y legible “, Watchman Nee.[25]

Las Sagradas Escrituras sobrepasan en eficacia todas las artes y ciencias de los
filósofos y juristas; estos, a pesar de ser buenos y necesarios para la vida aquí
abajo, son vanas y sin efecto en lo que concierne a la vida eterna. La Biblia debe
ser vista a través de muy diferentes ojos de aquellos con los que se ven otras
producciones. Aquel que renuncia a sí mismo, y no se confía en la mera razón
humana, tendrá buen progreso en las Escrituras; pero el mundo no las comprende,
por a ignorancia que hay en la mortificación que trae la Palabra de Dios. Puede
aquel que no comprenda la palabra de Dios, comprender Sus obras? Esto es
manifiesto en Adán; él llamó a su primogénito Caín-esto es, poseedor, amo; este
hijo, pensaron Adán y Eva, sería el hombre de Dios, la simiente bendita que
aplastaría la cabeza de la serpiente. Luego, Eva quedó embarazada, y esperaron
que fuera una hija, para que su amado hijo Caín, tuviera esposa; pero Eva,
teniendo de nuevo un hijo, le llamó Abel-esto es, vanidad y nada; como diciendo,
mi esperanza se ha ido, he sido engañada. Esta fue una imagen del mundo y de la
iglesia de Dios, mostrando como las cosas serían siempre. El impío de Caín fue un
gran señor en el mundo, mientras que Abel, este hombre piadoso y recto, era un
marginado, y oprimido. Pero ante Dios, el caso era el contrario: Caín era rechazado
por Dios, Abel aceptado y recibido como hijo amado de Dios. Lo mismo es lo que
diariamente vemos en la tierra. Ismael fue también un gran nombre-el que escucha
a Dios-mientras Isaac era nada. El nombre Esaú significa actor, el hombre que hará
el trabajo-Jacob era nada. El nombre Absalom, significa padre de paz. Tales
gloriosos colores llevan de los impíos siempre en este mundo, mientras en verdad y
obra son condenadores, burladores, y rebeldes a la Palabra de Dios. Pero por la
palabra, nosotros, gloria a Dios, podemos discernir y conocer tales cosas; por lo
tanto tengamos en alta estima a la Biblia, y leámosla diligentemente.”(Martín
Lutero) [26]

La Biblia hay que enseñarla y transmitirla como esta escrita. No debemos ni


podemos quitarle aquellas partes que no se acomodan a nuestro criterio.
11

Cuando recibisteis la palabra de Dios que oísteis de nosotros, la recibisteis


no como palabra de hombres, sino según es en verdad, la palabra de Dios,
la cual actúa en vosotros los creyentes. – 1 Tesalonicenses 2:13.

Santifícalos en tu verdad; tu palabra es verdad. – Juan 17:17.

Se cuenta que un teólogo, elocuente predicador, enseñaba la Biblia desde hacía


unos diez años, cuando uno de sus parroquianos vino a verlo y le dijo: –Querido
señor, ¡he aquí su Biblia! Entonces le entregó un libro bien encuadernado, pero
cuyas páginas habían sido cortadas y recortadas en todos los sentidos: –¡Mi Biblia!
¿Qué quiere decir usted? –Sí, es su Biblia, afirmó el hombre. Hace mucho que
escucho atentamente sus sermones. Cada vez que usted expresó dudas acerca de
un acontecimiento o una enseñanza, recorté los versículos de que se trataba. ¡He
aquí lo que queda de ella!

A veces, ¿no es lo mismo que hago con mi propia Biblia? ¿La recibí y la creí
enteramente, página tras página, línea tras línea? ¿Es ella para mí la Palabra de
Dios? ¿Tiene ella toda autoridad en mi vida?, ¿o tengo una actitud desconfiada e
incrédula acerca de ciertas cosas que Dios me dice? Sin embargo, toda la Biblia es
la palabra de Dios, y esta Palabra es la verdad: milagros, profecías, promesas,
relatos… Desde Génesis hasta Apocalipsis, toda ella es verdadera. Su punto central
es la muerte expiatoria de Jesucristo, el Hijo de Dios, su resurrección y su
ascensión a la gloria. De esa obra depende mi salvación eterna. Si la menosprecio,
tendré que sufrir las consecuencias, es decir, un castigo eterno.[27]

Spurgeon y la Biblia

Spurgeon explicó la Biblia al hombre de la calle en cada etapa de su vida cristiana.


Lo hizo cuando era un predicador adolescente que salía a exponer la Palabra en
diversos caseríos ubicados en las inmediaciones de Cambridge, y también lo realizó
durante un par de años en su primer oficio de pastor, en Waterbeach. La capilla
bautista de New Park Street, en el sur de la ciudad de Londres, resonó vibrante con
sus predicaciones bíblicas, muchas de las cuales están ya disponibles en español, y
el Tabernáculo Metropolitano retumbó con los mensajes iluminadores del pastor
Charles Spurgeon. Los truenos de su predicación vibran todavía hoy, esparciendo la
sana doctrina bíblica en todos los ámbitos de nuestra América hispana.
“Gran multitud del pueblo le oía de buena gana”, nos informa el evangelista Marcos
acerca de Jesús. Se dice también que una gran multitud del pueblo de Londres y
sus alrededores escuchaba con creciente avidez las magníficas exposiciones bíblicas
de Spurgeon, en la Inglaterra del siglo diecinueve.

El pastor Spurgeon no fue el primero en fundamentar un ministerio exitoso en una


interpretación sostenida de la Palabra de Dios. Los ‘puritanos’ (de quienes era un
ávido y devoto lector), habían ejercido ministerios similares. Después de la partida
de Spurgeon, llegó otra sucesión de ‘gigantes’ del púlpito que poseía una fuerte
influencia bíblica. El doctor Wilbur M. Smith nos menciona, entre otros, al doctor D.
Martyn Lloyd-Jones, quien dedicó un año entero a la exposición de un solo capítulo
de la palabra de Dios, tomado del Libro de la Epístola a los Romanos. Cita también
al doctor Donald Barnhouse, que predicó durante cuatro años sobre la Epístola a los
Romanos, y al doctor Harry Ironside, quien expuso todo el Nuevo Testamento, cada
domingo de manera consecutiva. Hace referencia también al doctor J. Vernon
McGee, que seleccionó y explicó un capítulo prominente de cada uno de los libros
de la Biblia. Sin embargo, ninguno de ellos despierta el interés en los lectores de
hoy, como lo hace Charles.
El señor Spurgeon no estaba inclinado a predicar series de sermones sobre libros
de la Biblia (o sobre ciertos tópicos); sin embargo, durante su ministerio, predicó
sermones basados en versículos tomados de cada uno de los libros de la Biblia, con
12

la excepción de la Segunda Epístola de San Juan.

Es interesante mencionar que en los servicios dominicales, Spurgeon utilizaba un


momento del servicio para presentar exposiciones de capítulos enteros de la Biblia.
Sería muy bueno poder ver traducidos al español algunos de esos espléndidos
comentarios que nos hablan del grado de entendimiento del material bíblico que
poseía el pastor Spurgeon. En la revista mensual que publicó durante mucho
tiempo, La Espada y la Cuchara, incluyó muchas obras expositivas que más tarde
fueron publicadas en forma de libros. Un buen ejemplo de esto es el libro El
Alfabeto de Oro – Salmo 119. También escribió libros que contienen exposiciones
que estaban destinados específicamente para la publicación, tales como su obra
magna: El Tesoro de David, que es una prolija exposición del Libro de los Salmos.
Antes de su muerte, pudo completar el libro El Evangelio del Reino, que contiene
sus comentarios sobre el Evangelio de San Mateo, que vio la luz póstumamente.

Es bueno recordar que, a diferencia de la sobreabundante literatura que se


encuentra disponible hoy día para los estudiosos de la Biblia, tales como copias
antiguas del Nuevo Testamento griego, miles de manuscritos en latín, y varios
miles de fragmentos en siríaco y en otras lenguas, Spurgeon contaba solo con la
Versión Autorizada o la Versión del Rey Jacobo de 1611, y al final de su vida pudo
estudiar también la Versión Revisada, pero fue capaz de presentar la Palabra de
Dios al hombre ordinario y necesitado, en un inglés sencillo marcado por un fuerte
acento anglosajón.

Se ha dicho que la Biblia se distingue como la Palabra de Dios por el espíritu de


amor que exhala desde cada una de sus partes componentes. Como una biblioteca
divina compuesta de 66 libros, la Biblia se distingue por una suprema consideración
de la gloria de Dios: solamente Él es exaltado. A través de toda la Biblia, la fe es el
grandioso principio que cumple todo. Dios nos dio la Biblia para que podamos
conocer Su santidad y nuestra impiedad. Nos muestra nuestra necesidad de la
salvación eterna, y nos explica la naturaleza de esa salvación. La predicación de la
Palabra de Dios, bajo la guía del Espíritu Santo, nos hace “sabios para la salvación”,
y es “poder de Dios para salvación a todo aquel que cree.” Spurgeon creía esto y es
por ello que en su predicación, enseñanza y ministerio literario, él exaltaba la
Biblia, porque la Biblia exalta a Cristo como el Hijo de Dios y el Salvador del
mundo.

Hay varios pasajes autobiográficos en los sermones de Spurgeon que describen su


actitud para con la Palabra de Dios. Estos pasajes los estaremos examinando en la
próxima entrega de esta serie.[28]

Notas y Bibliografía consultada:

[0]http://www.amen-amen.net/curiosidadesbiblicas/genesis.htm
[1] http://www.conferenciasbiblicas.com/sabiausted1.htm
[2] Ibid
[3] http://www.xpertia.com/home.asp?
tip=usu&item=pregunta&id=5&id_item=32319&idr=31953
[4] Ralph Earle, Como nos llegó la Biblia, Pág.12, ed. Casa Nazarena de
Publicaciones
[5] http://frasescristianas.blogcindario.com/2007/06/01076-frases-y-citas-
celebres-de-libros.html
[6] Lic. A.Keizer, La Palabra de Dios libro de Vida para este tiempo ,p.62,ed.
Felire,Ap. 1053,Paises Bajos,2ª edición 1982, impr. en España.
[7] May 6, 2009, ChristianEditing
,http://www.enverdadtedigo.com/2009/05/06/10-frases-celebres-de-la-biblia/
[8] Impacto,martes, 17 de junio de 2008,
13

http://www.impactoevangelistico.net/preguntas-y-respuestas/es-la-biblia-nica-en-
su-supervivencia/
[9] Ibid
[10] Ibid
[11] Esteban Beitze, Bibliología, Instituto Bíblico Jorge Müller
[12] http://www.cristoesturuta.cl/galeria/Curiosidades/CuriosidadesBib8.asp
[13] http://www.pensamientos.org/pensamientosfe.htm
[14] www.presbiterianosasambleageneral.org/docs/apologetica.doc
[15]Lic. A. Keizer, La Palabra de Dios libro de vida para este tiempo,p.12, ed.
FELIRE,Ap. 1053 Paises Bajos.
[16] ibid,p. 15
[17] Artículo 3
a. 2 Tim. 3,16-17; 1 Pe. 1,10-12
b. Prov. 30,6; Gal. 3,15; Ap. 22,18-19; I Tim. 1,3; Gal. 1,8.11; 1 Cor. 15,2; Hch.
26,22; Rom. 15,4;Hch. 18,28; Dt. 12,32
c. 1 Pe. 4,10-11; Le. 11,13; Hch. 20,27; Jn. 4,25; 15,15;
d. 1 Tim. 1,13;
e. Col. 2,8; Hch. 4,19;
f.Jn. 3,13.31;
g. 1 Jn. 2,19; Heb. 8,9; 2 Pe. 2.17-19;
h.Mt. 15,3; Mc. 7,7; Is. 1,12;
i. Sal. 62,9;
j.. 2 Tim. 2,14; Mt 17.5;Is. 8,20; 1 Cor. 2,4; 3,11; Sal. 12,6; Dt. 4,5-6; Ef. 4,5;
k. 1 Jn. 4,1;
l. 2 Jn. 10.
Cit. en Creemos y confesamos., Ed. Felire, Ap. 1053 Paises Bajos.
[18] Artículo 5 Confesión de fe de los Paises Bajos
[19] Artículo 2 Confesión de fe de los Paises Bajos
[20] Artículo 7 Confesión de fe de los Paises Bajos
[21] http://www.upcomillas.es/personal/jmmoreno/cursos/EScritura/Teologia/text
o.htm
[22] Francisco La Cueva,Curso de Formación teologica evangelica Tomo II Un Dios
en tres personas,ed. Clie,p.2345-235, impr. 1989 Barcelona,España.
[23] http://m.aciprensa.com/apologetica/verdades5.php
[24] http://m.aciprensa.com/apologetica/verdades5.php
[25] http://juliochaves.blogspot.com/2007/08/frases-sobre-la-biblia.html
[26] http://sujetosalaroca.org/2009/05/30/martin-lutero-y-la-biblia/
[27] http://mibendicion.blogspot.com/2008/05/biblia.html
[28] Allan Román,Tiene un Certificado de Teología de Spurgeon’s College, Londres
y traduce:www.spurgeon.com.mx,biblia.com