Está en la página 1de 3

ACTUALIDAD DE GILLES DELEUZE (1925-1995

)
Y, ciertamente, los espacios lisos no son por ellos mismos
liberadores. Pero es en ellos donde la lucha cambia, se
desplaza, y donde la vida reconstruye sus cuestiones, afronta
nuevos obstáculos, inventa nuevos aires, modifica a sus
adversarios. No hay que creer nunca que un espacio liso baste
para salvarnos. (G. Deleuze y F. Guattari, Mil Mesetas).
Alguna vez se dijo que el siglo sería deleuziano. Hoy podemos comprobar
que en algunos aspectos cruciales la premonición se ha cumplido. En efecto,
el siglo sigue una lógica rizomática que conecta elementos heterogéneos en
agenciamientos múltiples dando lugar a una ontología y una epistemología
de la diferencia y una apuesta por la inmanencia que supone el rechazo de
toda trascendencia teológica o valorativa. De igual manera, en la actualidad
la imbricación del deseo y el inconsciente con los intereses y las
racionalidades es cada vez más evidente y decisiva. Por otra parte, la
realidad social es cada vez más fluida, definida por las líneas de fuga que
pugnan por escaparse por doquier. Además, la globalización como resultado
actual del Capitalismo Mundial Integrado (CMI) ha generado unas
sociedades de control cuyo desarrollo supone un vaciamiento progresivo de
la democracia y el auge de un autoritarismo creciente que podría
denominarse neofascista. Por último, las respuestas a dicha crisis de la
democracia se van desplegando siguiendo los patrones de las máquinas de
guerra, auspiciadas por Deleuze y Guattari, en tanto que colectivos de
acción y de enunciación capaces de desarrollar luchas moleculares y
transversales adyacentes a los aparatos de Estado. En todos estos sentidos
el utillaje teórico deleuziano se nos ofrece como una caja de herramientas
para ayudarnos a diagnosticar y transformar una realidad cada vez más
fluida y heterogénea introduciendo en ella devenires minoritarios
experimentales capaces de desplegar sus virtualidades ocultas o reprimidas
y creando en dicha realidad espacios lisos donde se pueda producir el
acontecimiento. Asimismo nos ayuda a potenciar procesos de subjetivación
múltiples que superen la noción clásica de sujeto en dirección a un
posthumanismo abierto al cosmos y a la vida; y nos recuerda la necesidad
de la prudencia como regla intrínseca de la experimentación inmanente.
El presente Congreso pretende, en el noventa aniversario de su nacimiento
y a los veinte años de su desaparición, analizar la actualidad del
pensamiento de Gilles Deleuze y su capacidad para ayudarnos a entender la
realidad de hoy. Para ello vamos a reunir a diversos estudiosos de la obra de
Deleuze, pertenecientes a diversas generaciones, y les vamos a plantear
cuál es la virtualidad actual de la obra deleuziana y el cómo y el porqué de
su acercamiento a la obra de nuestro autor. De esta forma este Congreso se
plantea también como un análisis de la recepción de la obra de Deleuze por
parte de los estudiosos de nuestro país desde finales de los años ochenta
hasta nuestros días.

Zaragoza) Amanda Núñez (UNED) Emma Ingala (UCM) Miguel Angel Quintanar Miguel Barroso Belén Castellanos Alberto Navarro Coordinadores del Congreso: Amanda Núñez (UNED) Emma Ingala (UCM) Francisco José Martínez (UNED) 29-30-31 octubre .PARTICIPANTES José Luis Pardo (UCM) Luis Ferrero Francisco José Martínez (UNED) Santiago Auserón Teresa Oñate (UNED) Juan Manuel Aragüés (U.

10 a 14 y 16 a 20 .