Está en la página 1de 2

NUEVO RÉGIMEN FISCAL DE PEMEX:

EL INICIO DE LA REFORMA ENERGÉTICA

*Por Juan Fernando Perdomo Bueno

Nuestro país enfrenta grandes retos en materia de política económica, no podemos


perder de vista que la reforma al régimen fiscal de Petróleos Mexicanos es un paliativo
a la problemática derivada por la petrolización de las finanzas pero sin duda alguna no
debemos dejar de pugnar por el diseño de un sistema impositivo que permita vencer con
éxito los grandes rezagos de una población que se ha multiplicado seis veces desde
1929 y que demanda día con día alimento, vivienda, educación, fuentes de empleo, obra
pública y servicios.

Desde esta perspectiva, Petróleos Mexicanos representa uno de los instrumentos de


mayor importancia para financiar las políticas públicas que alientan el desarrollo
económico y social de México, no cabe la menor duda, que la sobrecarga fiscal que
soporta Pemex requiere de adecuaciones que acerquen a nuestra empresa a los
estándares de eficiencia y calidad semejantes a las empresas petroleras internacionales
sean privadas o estatales.

Históricamente, Petróleos Mexicanos tiene una responsabilidad y vocación social


indeclinable, una función social que ejerce mediante la aportación de recursos como
resultado de sus contribuciones al Gobierno Federal, esquema que afecta su rentabilidad
y pone en riesgo su viabilidad financiera como empresa y que por tanto, es necesario
modificar.

La intención de esta reforma al régimen fiscal de Petróleos Mexicanos es permitir el


avance de estrategias adecuadas para garantizar el desarrollo sustentable de los recursos
no renovables de nuestro país, obtener incentivos para invertir en la exploración y
explotación de nuevos yacimientos de hidrocarburos, incrementar las reservas, asegurar
el abasto de insumos a precios competitivos, lograr en el mediado plazo abatir las
importaciones gas natural, dado que es fundamental para el desarrollo económico del
país al ser uno de los insumos básicos de la industria nacional, así como para la
generación de la electricidad, mantener los niveles de recaudación que en la actualidad
sostienen en buena medida los ingresos públicos derivados de la renta petrolera, pero
sobre todo, un esquema que le permita mejorar sus condiciones sin descuidar la función
social que soporta como empresa estatal.

La Comisión de Energía de la Cámara de Diputados ha jugado un papel fundamental al


consolidarse como un punto de convergencia en el análisis y proposición de soluciones
viables para garantizar el futuro de Petróleos Mexicanos, sin embargo, como ya lo he
señalado, el cambio de régimen fiscal es sólo un paso, aún quedan pendientes temas por
resolver como la autonomía de gestión, rediseñar la política petrolera fortaleciendo el
sistema de refinerías, analizar la participación de empresas privadas y esquemas de
asociación en el sector energético.

Sin duda alguna, esta iniciativa de reforma al capítulo de Hidrocarburos de la Ley


Federal de Derechos pretende enfrentar realidades insoslayables como la declinación del
yacimiento de Cantarell, la incorporación de reservas, estimular la inversión en
tecnología que permita la explotación en aguas profundas, pero fundamentalmente,
liberar gradualmente a Petróleos Mexicanos del régimen confiscatorio, que aunque está
sujeto a intensas críticas constituye un instrumento indispensable para el gasto público
que a su vez, satisface otras necesidades de orden social.

Sin embargo, en el largo plazo debemos de rediseñar la política fiscal de nuestro país y
reorientar el papel que desde hace décadas ha tenido Petróleos Mexicanos, debemos
dejar pasar el tiempo en que PEMEX se constituye como el principal contribuyente de
nuestro país y centrar a la industria petrolera nacional como eje del desarrollo industrial,
constituir un régimen que grave como sucede en otras empresas petroleras, sus ingresos
netos y no brutos como actualmente sucede, pero para ello, insisto, tenemos que
resolver la problemática fiscal de nuestro país.

• Juan Fernando Perdomo Bueno es egresado del TEC de Monterrey


• Diputado Federal por Convergencia y secretario de la comisión de energía.