Está en la página 1de 4

I

II

NDICE GENERAL

1 Presentacin

1.

PRESENTACIN
Por Hctor Juan Villarreal Pez
hectorvillarreal@ciep.mx

Con su doble mandato de coadyuvar a que la sociedad tome mejores decisiones


con respecto a la economa pblica y de velar por la sostenibilidad scal, el
Centro de Investigacin Econmica y Presupuestaria, A.C. (CIEP) presenta el
documento IMPLICACIONES DEL PAQUETE ECONMICO 2017.
No se trata de un compendio estadstico del proyecto entregado por el Ejecutivo
Federal, sino de un anlisis riguroso de las causas del presupuesto observado
y de las consecuencias que ste tendr. La prontitud de su realizacin (4 das
despus de su entrega ocial en el Legislativo) es para responder a la urgencia
de que todos los actores interesados cuenten con insumos de calidad para la
discusin del Paquete Econmico.
El Paquete Econmico 2017 no presagia una crisis macroeconmica. Sin embargo,
devela una precariedad scal que pone en entredicho el margen de maniobra
del gobierno federal y su capacidad presupuestaria para implementar polticas
pblicas. Compromisos que se asuman de largo plazo, ahora se hacen presentes, comindose gran parte del espacio scal. La necesaria estabilidad nanciera
cohabita con un presupuesto regresivo, que coadyuva poco al desarrollo social y
econmico.

Captulo 1. Presentacin

El fortalecimiento de los ingresos tributarios se convierte en una vlvula de


escape importante. Sin embargo, todava no son sucientes como para compensar la cada en los ingresos petroleros. Ms an, las dimensiones del gasto en
pensiones y servicio de la deuda, junto a los incrementos en participaciones, le
dejan un estrechsimo margen de maniobra al gobierno federal.
Los requerimientos nancieros solicitados por el propio gobierno siguen siendo
altos e indispensables para llegar al techo presupuestario. El efecto que tendrn
sobre la deuda acumulada del gobierno federal depender de dos cosas: que se
cumplan las previsiones macroeconmicas que vienen en el paquete y que se
logre reducir el gasto pblico total. En los dos ltimos aos, pese a los recortes,
no ha sido el caso.