Está en la página 1de 9

SÉPTIM O F OR O

DEBATE SOBRE LA REFORMA ENERGÉTICA


Exploración, explotación y Restitución de Reservas Petroleras

PUNTOS RELEVANTES DE LOS 8 PONENTES

Martes 3 de junio de 2008


DR. RICARDO PRIAN CALLETI
Posición: En contra de la aprobación de las iniciativas de la reforma energética.

La iniciativa de reforma energética propuesta por el gobierno no es conveniente para


México. Al argumentar su aseveración, el ingeniero petrolero indicó que toda industria
petrolera que se precie de estar bien integrada le apuesta a la exploración de
yacimientos, toda vez que ello permite obtener información necesaria para ubicar las
áreas con posibilidades de contener hidrocarburos, así como buscar y ubicar las futuras
reservas.

La actividad exploratoria, abarca dos áreas imprescindibles que son los estudios
geológicos y geofísicos y la perforación de pozos exploratorios. Ambas actividades,
lamentó, han sido severamente disminuidas durante mucho tiempo que han llevado a la
industria nacional a una situación crítica.

En este sentido, donde el sector ha mal orientado la actividad exploratoria, no son creíble
los datos proporcionados por la Secretaría de Energía en cuanto a que sólo se disponen
de 100 mil millones de reservas, toda vez que en el reporte de labores de 2007 se asienta
que dichos recursos probables y posibles suman únicamente 44 mil 483 millones de
barriles.

Asimismo, lamentó la paulatina disminución de labores geofísicas y geológicas que realiza


Petróleos Mexicanos que a partir de la década de los 80 fueron completamente
suspendidas. Lo mismo sucedió con los equipos de perforación de pozos que
aproximadamente de los 250 se redujeron a menos de 50, lo cual ha derivado en una
dependencia cada vez mayor de prestadores de servicios y contratistas y en una actividad
insuficiente, mal orientada y mal jerarquizada, consideró.

Enlistó una serie de sugerencias para aumentar el volumen de reservas, entre las que
sobresalen la perforación a la brevedad la ubicación terrestres y marítimas con mayores
probabilidades de éxito; iniciar la exploración de campos maduros con técnicas de
recuperación mejorada; privilegiar la exploración subsalina en tierra en lugar de optar por
las aguas profundas, donde las inversiones son superiores y representan un alto riesgo.
También sugirió la intervención de los campos abandonados debido a que por la mala
tecnología los niveles de recuperación fueron muy bajos.

Independientemente de la inconstitucional de la iniciativa petrolera, tenemos la


convicción de que dicho proyecto no es conveniente para el país porque se parte de la
idea de grandes recursos prospectivos en aguas profundas que requieren inversiones
millonarias.

Por otro lado, si bien reconoció que es alarmante la disminución de las reservas
petroleras, precisó que ello se origina por la errónea plataforma de producción
establecida para convertir PEMEX no nada más en el principal instrumento para equilibrar
el presupuesto público, sino en un agente fortalecedor de la seguridad energética de
Estados Unidos, tal y como lo sostuvo. recordó, Raúl Muñoz Leos, ex director de la
paraestatal, cuando en marzo de 2004 dijo que "el reto es cómo saber que esta riqueza
debe ser orientada hacia el fortalecimiento de la seguridad energética de nuestro socio
comercial".

ING. JOSÉ EDUARDO BELTRÁN HERNÁNDEZ


Posición: En contra de la aprobación de las iniciativas de la reforma energética.

La iniciativa del Ejecutivo para la reforma petrolera implica retroceder a la primera etapa
de esta industria en México, cuando estaba en manos de extranjeros y el país no obtenía
ningún beneficio de este recurso.

El también presidente de la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados en la LIV


Legislatura, señaló que los gobiernos neoliberales causaron la debacle petrolera en
México y ahora, un gobierno cuya legitimidad está en duda, ostenta argumentos falaces
para volver a entregar los hidrocarburos al extranjero.

Criticó que de antemano se declare una incompetencia e incapacidad de los mexicanos


para la explotación de este recurso natural cuando, en 1938, "aun en condiciones más
adversas se ha podido salir adelante".

Cuestionó las objeciones para no mantener en manos de los mexicanos las áreas de
exploración, explotación y producción de petróleo, sostuvo que sería conveniente que el
Senado de la República realice una consulta para conocer la voluntad de la nación antes
de tomar decisiones sobre el futuro del petróleo.

Et apas de la indus tr ia pet role ra. Se refirió que no es posible entender la situación del
petróleo sin conocer las tres etapas de la evolución de esta industria: La primera, que va
hasta 1938, cuando empresas extranjeras operaron como cónclaves y en que México no
obtuvo ningún beneficio.

La segunda, de 1938 a 1982, la etapa nacionalista, cuando de acuerdo al eslogan se


operaba “PEMEX al servicio de la patria”, acorde al programa de país que se requería, y
cuando se tuvo un ritmo de crecimiento anual del 7 por ciento.

Y, la tercera, de 1982 a la fecha, la etapa neoliberal, una verdadera catástrofe, la del


desmantelamiento, que se caracterizó por la llegada al poder de tecnócratas formados en
el extranjero.

Citó que en esta etapa se hicieron realidad los preceptos de Richard Lansing, quien en
1924 aseguró que "México es un país extraordinario porque basta dominar a un solo
hombre, al Presidente", y en su calidad de secretario de Estado de EU propuso abrir las
universidades a los jóvenes mexicanos ambiciosos, quienes, con el tiempo, sin necesidad
de que EU gastase un centavo harán lo que los estadounidenses desearan.

Desde el 2002 se reporta un declive en la producción, el ejemplo más palpable es


Cantarell, y se debe a que no hubo explotación racional y se desmantelaron las brigadas
de exploración. La crisis pudo haberse evitado, criticó, Felipe Calderón pretende
retroceder a la primera etapa.
Entreguismo innecesario

Señaló que el área de exploración y producción es la que más han intentado proteger los
países con petróleo y de la que más buscan apropiarse los países consumidores, a través
de golpes de estado, invasiones, guerras.

Dijo, que ni en sus peores momentos México había sido tan acometido como ahora para
entregar estos recursos, y denostó que los argumentos del Ejecutivo y quienes defienden
su propuesta, refieran como impedimentos la incapacidad e incompetencia de los
mexicanos.

Aseguró que es falso que la posibilidad de encontrar yacimientos de fácil acceso esté
agotada y propuso empezar explotación en aguas someras para mantener y aún
acrecentar los ritmos de producción, en tanto se generan las condiciones para la
perforación en aguas profundas.

Si se hacen convenios con la UNAM y el IPN, en un tiempo razonable se podrían lograr


avances importantes en este sentido; antes de 2012, sin necesidad de recurrir a
extranjeros.
DR. MARÍA FERNANDA CAMPA ARANGA
Posición: En contra de la aprobación de las iniciativas de la reforma energética.

Sostuvo que una moderna reforma petrolera consiste en reducir la producción y el


consumo del petróleo en México con una novedosa política de exploración, reservas y
producción.

Señaló que la plataforma de producción de Petróleos Mexicanos “es dispendiosa del


recurso” y “exporta más de la mitad de su producción de crudos principalmente para el
dispendioso consumo de Estados Unidos”.

Aseveró que para el desarrollo sustentable de México sólo se requiere la mitad de la


producción de PEMEX, por lo que bien puede reducirse éste y su consumo. “Ésa sí sería
una moderna reforma petrolera, pues la iniciativa de (Felipe) Calderón y sus socios,
insistimos, es obsoleta y está en crisis”. “Una moderna reforma de energía debería tener
como propósito la reducción del consumo de petróleo y su sustitución transicional como
energético con la promoción y apoyo de energías alternativas (solar, eólica, etcétera) y el
uso de tecnologías y generación de ahorro de energía”.

La fundadora del Laboratorio de Geología de Yacimientos del Instituto Mexicano del


Petróleo (IMP) afirmó que “una moderna reforma energética implica la reducción de las
exportaciones de crudo y alentar la disminución del consumo de petróleo aquí y en todo
nuestro planeta Tierra". Sostuvo que la decisión de vender Pemex fue tomada “a la luz de
la historia y de la realidad” por la Casa Blanca. “Fue Washington a través del Fondo
Monetario Internacional y del Banco Mundial”, sostuvo.

ING. GUSTAVO BONILLA PÉREZ


Posición: A favor de la aprobación de las iniciativas de la reforma energética.

Señaló que a partir de 1955 las reservas -ya sea probables, probadas o posibles- se
contaba con una cifra de 2 mil millones de barriles de crudo. Dicha cifra se incrementó
gradualmente hasta 6 mil 300 millones en 1975. A partir de ese año, cuando fueron
descubiertos los yacimientos en Chiapas y Tabasco y la sonda de Campeche (Cantarell)
se incrementaron estas reservas hasta alcanzar el máximo récord de 72.5 miles de
millones de barriles de crudo en 1982.

Desde ese año, agregó, las reservas comenzaron a declinar por no descubrirse nuevos
campos con reservas importantes debido a que la falta de presupuesto imposibilitó
nuevas actividades de exploración. Actualmente, abundó, la cifra es de 45 mil millones de
barriles de crudo, de los cuales 14.10 son reservas probadas, otros 15 son probables y
15.6 posibles.

En ese sentido, el especialista se cuestionó qué es lo más conveniente hacer respecto a


la iniciativa de reforma propuesta por el gobierno y a la puesta en marcha de acciones
necesarias para modernizar a la paraestatal. Propuso el desarrollo de campos (petroleros)
calificados con reservas probables y posibles dado que implican una menor inversión y
sobre todo que estén localizados donde exista infraestructura cercana para su
explotación.

Agregó que habría que apostarle al desarrollo de la exploración de aguas profundas (Golfo
de México), el cual, reconoció no debe abandonarse a pesar del gran reto tecnológico y
operativo que significa.

Sin embargo, fue muy puntual al señalar que debido a las enormes erogaciones que
tendría que hacer PEMEX sería recomendable tener prudencia en tomar tales decisiones.

También sugirió aplicar sistemas de recuperación secundaria en campos maduros, así


como la implementación de estudios sobre el particular y la aplicación de programas
eficientes de ahorro de energía.

La perspectiva de producción a corto plazo, sentenció, no es alentador; el petróleo se


terminó. A partir de este año y hasta 2020 se prevé que en 2012 la producción promedio
será 2 millones 130 mil de barriles por día (bpd), lo que representa 73 por ciento con
relación a lo logrado en el primer trimestre de 2008. Para el año 2018, 1 millón 500 mil bpd
(47 por ciento) y para 2020 1 millón 100 mil bdp (38 por ciento); para 2017 únicamente se
tendrá una producción de crudo necesario para abastecer el actual sistema se refinación.

LIC. CARLOS MORALES GIL


Posición: A favor de la aprobación de las iniciativas de la reforma energética.

Se pronunció por realizar las reformas propuestas por el Ejecutivo en materia energética
sin necesidad de hacer una consulta pública. Los problemas técnicos deben resolverse
por los expertos, “no se requiere consultar a nadie”, criticó que criterios ideológicos
permeen el debate de la reforma cuando lo que requiere la paraestatal son soluciones de
carácter técnico.

Señaló que el inmenso tamaño de los desafíos requiere la adecuación del marco
regulatorio actual y, por tanto, la aprobación de la iniciativa de reforma energética, lo que
dará certidumbre a los mercados petroleros y permitirá traducir en desarrollo los
recursos del subsuelo.

"Tener petróleo en el subsuelo no beneficia a nadie y hay que extraerlo para convertirlo
en desarrollo", declaró, tras señalar que el declive en las reservas de petróleo se debe a
que después de la década de los 70 se dejó de invertir en exploración y eso no ha
permitido restituir reservas, además de que los actuales yacimientos se están agotando.
Del total de la producción, el 70% viene de campos en declinación.

Agregó, que la gran mayoría de los recursos prospectivos, alrededor de 55%, se


encuentran en agua profundas, por lo que incursionar en estas "no es una cuestión que
deba someterse a elección, sino una responsabilidad". Los 75 mil kilómetros cuadrados
donde se considera existe petróleo en el Golfo tienen un tamaño mayor a cualquier otra
cuenca explorada.
ING. EDUARDO BARRUETA ZENTENO
Posición: Neutral sobre las iniciativas de la reforma energética.

Consideró que para mantener la industria petrolera nacional se deberá definir y planear a
corto, mediano y largo plazo las mejores áreas para la exploración de las principales
cuencas geológicas -sean marinas o terrestres- con la finalidad de aumentar la
producción y las reservas. Dicha labor deberá ser estudiada no solamente por Petróleos
Mexicanos, sino por su dirección de Exploración y Producción, así como por el Instituto
Mexicano del Petróleo.

A manera de sugerencia, el especialista en ingeniería petrolera, consideró importante


desarrollar mejor tecnología para acceder a los yacimientos descubiertos, por un lado, y
por el otro para impulsar la exploración de pozos con el fin de que esto ayude a
determinar qué requiere el sector en cuanto a inversión.

Sin bien precisó algunas recomendaciones, su intervención en dicho foro se centró


principalmente a destacar las bondades y características de las principales cuencas del
país, y reconoció la complejidad de la industria energética toda vez que abarca
actividades económicas primarias (exploración y extracción), secundarias
(transformación industrial) y terciarias (distribución y comercialización).

Por lo que toca a las riquezas de las cuencas, el especialista especificó las aportaciones
de cada una de ellas: De la cuenca de Sa binas mencionó inició su producción en 1974,
y desde entonces ha producido 412 mil millones de pies cúbicos de gas a partir de 23
campos descubiertos; de los cuales 18 de ellos se encuentran activos con reservas del
orden de 240 mil millones de pies cúbicos de gas (pcg).

Dijo también que de acuerdo con PEMEX Exploración se estima un recurso prospectivo
total de mil 500 millones de pcg registrado en 83 oportunidades exploratorias.

Cuenca de Bu rgos . Su superficie abarca lo 70 mil kilómetros cuadrados. Su exploración


data del año 1942 y su producción comenzó en 1945. De los 221 campos descubiertos,
179 están activos.

Tamp ico- Mi san tl a. Esta cuenca cubre 50 mil kilómetros cuadrados y es la productora
de aceite más antigua de México. Su actividad exploratoria inició en 1904. En 2007, su
producción promedio fue de 86 mil 111 barriles diarios de aceite, luego de máximo de 600
mil barriles por día, alcanzado en 1921. La prospectiva es de mil 700 millones de barriles
de crudo, de los cuales el 74 por ciento se encuentran en 155 oportunidades
exploratorias.

Cuenca de Ver ac r uz . Comprende un área de 24 mil kilómetros cuadrados. Comenzó su


exploración en el año de 1956. Cuenca del sur este . Su extensión aproximada es de 65
mil 100 kilómetros cuadrados. A partir de 1905 comienza la exploración de la zona. En
esta cuenca se encuentra el yacimiento de Cantarell. La estimación prospectiva es de 18
mil 100 millones de barriles de crudo en 456 oportunidades exploratorias. En Total existen
mil 690 localizaciones para perforar pozos exploratorios en esta cuenca.

Cuenca de Go lf o de México pr ofundo . Esta proyección está dividida en tres


proyectos: Golfo de México B golfo de México sur y Área perdida. En dicha zona PEMEX ha
incrementado la eficiencia en cuando a la disminución de tiempos para la perforación de
pozos.

ING. RICARDO JOSÉ PADILLA Y SÁNCHEZ


Posición: A favor de la aprobación de las iniciativas de la reforma energética.

Sostuvo que es necesario dotar a Petróleos Mexicanos de mayor flexibilidad y capacidad


de ejecución para que pueda explorar, por lo que urgió a tomar acciones “para apoyar a
PEMEX”. Afirmó que es necesario meter más dinero en exploración. “La exploración es
más importante que la producción, puesto que la producción no tiene sentido si no está
sustentada con la exploración”.

La exploración tarda y consume dinero, la producción no tarda y da dinero, pero una


depende de la otra”. Sostuvo que “la industria petrolera es bastante compleja y requiere
de soluciones técnicas y científicas”, por lo que es indispensable informar a los diputados
y senadores (que son “quienes van a tomar la decisión de lo que se haga”) de forma
adecuada.

Detalló que en realidad las reservas probadas de Cantarell no son para 9.3 años, sino para
6.8; por ello, urgió a tomar “acciones urgentes para poder apoyar a PEMEX”, dado que casi
la mitad de la producción en México (49 por ciento) es aportada por este pozo.

La declinación en la producción de Cantarell, detalló, es una muestra de que la situación


se puede agravar, pues anteriormente se creía que su caída sería “suave, pero
aparentemente está precipitándose un poco más rápido de lo que se había calculado”.

Por ello, dijo, “es necesario dotar de mayor flexibilidad a PEMEX, de mayor capacidad de
ejecución para tomar decisiones”.

Se preguntó por qué no se explora y respondió que podría ser el temor al riesgo,
ignorancia, consigna con el propósito de minar una industria, pero en todo caso lo
importante es “que no hay que tenerle miedo a explorar”.

Dijo que el riesgo también se puede calcular, y hay evidencias científicas para poder
calcular esos riesgos. Por otro lado, explicó que Chicontepec es una reserva muy alta,
pero difícil de extraer.

Sostuvo que PEMEX no podrá incursionar solo en aguas profundas. “Nadie lo hace. Los
brasileños han descubierto recientemente debajo de la sal” no han ido solos a
desarrollarlos.
Informó que “por cierto, nosotros tenemos mucha sal ahí y muchos indicios de que puede
haber grandes yacimientos debajo de la sal”.

LIC. ADRIÁN LAJOUS VÁRGAS


Posición: A favor de la aprobación de las iniciativas de la reforma energética.

El ex director de PEMEX, admitió que el sindicato petrolero se ha apropiado de una parte


de la renta del energético. También reconoció que existen prácticas laborales que afectan
la eficiencia de la empresa.

Analizó el diagnóstico del gobierno y la posibilidad de que la empresa paraestatal


incursione en aguas profundas. Aceptó la parte de culpa que le corresponde por no haber
actuado en su momento, cuando fue director de la empresa, para atender y resolver las
deficiencias de PEMEX, pero que definitivamente nunca procedió de mala fe y mucho
menos con la intención u objetivo de privatizarla.

En este contexto, habló de los costos que tiene la relación de PEMEX con el sindicato
petrolero. En su opinión, el sindicato, que encabeza Carlos Romero Deschamps, se ha
venido quedando con una parte de la renta petrolera.

Responsabilizó de esta situación, tanto al régimen político de ayer como al de hoy; una
disfuncional relación que deberá corregirse.

Respecto a la exploración y explotación en aguas profundas, consideró que se requiere


más información para saber con precisión en qué términos se daría la relación con
empresas transnacionales. Por lo pronto, advirtió que se estaría abriendo la puerta al
capital extranjero.