Está en la página 1de 18

LA IMPLEMENTACIÓN DE UN MODELO PEDAGÓGICO Y SU RELACIÓN CON

LOS ESTILOS PEDAGÓGICOS DE LOS DOCENTES
CASO DE LA INSTITUCIÓN EDUCATIVA NORMAL SUPERIOR DE FALAN

SERGIO ADRIÁN GARCÍA CRUZ
E-mail: yaco124@gmail.com
Estudiante Maestría en Educación Universidad del Tolima
Docente Institución Educativa Normal Superior Fabio Lozano Torrijos

EJE TEMÁTICO: PEDAGOGÍA Y DIDÁCTICA

1

RESUMEN
En esta ponencia presento los avances del proyecto de investigación que vengo
adelantando como requisito para acceder al título de magister en educación de la
Universidad del Tolima. Mi interés se ha centrado en

identificar qué estilos

pedagógicos prevalecen en los docentes de la Institución Educativa Normal
Superior Fabio Lozano Torrijos del municipio de Falan y determinar cómo se
relacionan con el modelo pedagógico social-cognitivo adoptado por la institución.
El avance más importante es una propuesta de clasificación de estilos pedagógicos
basada en tres elementos resaltados en el proyecto educativo de la institución: la
relación dialógica, el aprendizaje basado en problemas, y los procesos de
autoevaluación.

INTRODUCCIÓN
La institución Educativa Normal Superior Fabio Lozano Torrijos del municipio de
Falan adoptó en el 2003 el modelo pedagógico cognitivo-social. En la información
encontrada en el P.E.I de la institución sobre su modelo pedagógico identifiqué
tres elementos claves: la relación dialógica entre docente y estudiantes en un
ambiente democrático, el aprendizaje basado en estudio de problemas extraídos de
la realidad, y la autoevaluación como mecanismo de autorregulación en los
procesos de aprendizaje
2

El objetivo principal es identificar los estilos pedagógicos que prevalecen en los
docentes de la institución educativa Normal Superior Fabio Lozano Torrijos del
municipio de Falan y determinar si reflejan la aplicación del modelo pedagógico
Social-cognitivo.
Tomando como referencia estos elementos propongo tres tipos de estilos
pedagógicos: el docente autoritario tradicional, el docente problematizador y el
docente espontaneísta. A partir de la caracterización de cada estilo pedagógico
diseñé un cuestionario que está en proceso de validación. He previsto también
entrevistas y observación de las prácticas docentes.
ANTECEDENTES
En esta sección comento algunas investigaciones que arrojaron resultados muy
interesantes sobre estilos pedagógicos. En primer lugar está la investigación de
Hively & Coldren (2009) quienes sometieron a un grupo de estudiantes
universitarios a experiencias con docentes de diversos estilos pedagógicos. Como
resultado, hallaron que los estudiantes valoran mejor a los docentes con los que
logran entablar una relación democrática, mientras que no se sienten cómodos con
docentes autoritarios o permisivos. Vicenzi (2009) descubrió que existen docentes
universitarios que

no guardan coherencia entre su discurso

y su práctica

pedagógica. Éste resultado me llevo a elegir el cuestionario, la entrevista y la
observación cómo técnicas de recolección de información que me permitan
3

describir el discurso y la práctica independientemente. De manera similar Manterola
(2011) investigó las concepciones y las prácticas de seis profesores universitarios,
descubrió que existe una gran disparidad entre el discurso y la práctica pedagógica
en los docentes universitarios investigados. Por su parte Hernandez y Maquilon
(2010) hallaron que los docentes universitarios se inclinan por estilos pedagógicos
tradicionales en los que el profesor es un impartidor del conocimiento, mientras que
los estudiantes valoran de una forma más positiva los estilos de los profesores que
facilitan la comprensión, la interacción y el cambio conceptual.
investigaciones relacionadas con
mayoría

Del rastreo de

estilos pedagógicos puede afirmarse que la

se encuentran en el escenario universitario. En la búsqueda de

documentos es bastante difícil rastrear investigaciones con docentes de educación
básica y media en estilos pedagógicos. Este hecho permite justificar la importancia
de la

investigación en estos niveles educativos. Por otro lado, en las

investigaciones sobre estilos pedagógicos rastreadas no se contrastaron los
resultados encontrados con los modelos pedagógicos de las instituciones. Por lo
tanto, resulta novedoso analizar los estilos pedagógicos de los docentes de la
Institución Educativa Normal Superior Fabio Lozano Torrijos desde la perspectiva
de su modelo pedagógico.

4

MARCO TEÓRICO
Me identifico con la definición dada por Callejas y Corredor (2002) sobre el estilo
pedagógico: “es la manera propia y particular como el docente asume la mediación
pedagógica para contribuir al desarrollo intelectual, ético, moral, afectivo y estético
de sus estudiantes. Es una forma característica de pensar el proceso educativo y
de realizar la práctica al poner en juego conocimientos, procedimientos, actitudes,
sentimientos y valores” (p.2). Me interesa esta definición porque resalta el hecho
de que la práctica educativa es un hecho complejo en el que intervienen creencias,
concepciones, experiencias, sentimientos, etc.

Puede decirse que el estilo

pedagógico de un docente es la manifestación de sus teorías pedagógicas
implícitas y explicitas. Para Rodrigo, Rodríguez y Marrero (1993) las teorías son
representaciones de la realidad de las personas que

utilizan para interpretar

situaciones, predecir y comprender el comportamiento de otras personas y
planificar el propio suyo. Sobre las teorías implícitas Marrero (1993) afirma que:
son “teorías personales reconstruidas sobre la base de conocimientos pedagógicos
históricamente elaborados y transmitidos a través de la formación y en la práctica
pedagógica. Por lo tanto, son una síntesis de conocimientos culturales y de
experiencias personales” (p. 245). Como ejemplo, consideremos las pautas de
actuación y normas que no están definidas explícitamente en una institución, pero
que si hacen parte de su cultura institucional, de lo que se considera normal y de lo
que debe ser la labor del docente. Por otro lado, las

teorías explicitas, son
5

construcciones teóricas que tienen el reconocimiento de comunidades que se
dedican a estudiar algún campo determinado, para el caso de la educación,
podríamos mencionar las corrientes pedagógicas o los modelos pedagógicos como
ejemplos.

Existen diversas clasificaciones de estilos pedagógicos. Corredor y callejas (2002)
consideran tres estilos: el estilo desde el interés técnico, el estilo desde el interés
práctico y el estilo desde el interés emancipatorio. El grupo INVEDUSA (2009) de
la Universidad Sergio Arboleda propone una clasificación de 4 estilos pedagógicos:
el estilo directivo, el estilo tutorial, el estilo planificador y el estilo Investigativo. .
Kembler (citado por Hernández Pina & Maquilón Sánchez, 2010) establece una
clasificación en la que se pueden ver 5 tipos de estilos: el docente Impartidor de la
información, el docente transmisor el conocimiento estructurado, el docente que
interactúa con el estudiante, el docente que facilita la comprensión, y el docente
que promueve el desarrollo intelectual y cambio conceptual.
Para esta investigación tome la decisión de construir una clasificación de estilos
pedagógicos considerando elementos del modelo pedagógico de la institución
educativa y aportes de otras clasificaciones.
Flórez (2001) define un modelo como: “una herramienta conceptual para entender
mejor un evento; es la representación del conjunto de relaciones que describen un
6

fenómeno” (p.32), y asume que un modelo pedagógico es “la representación de las
relaciones que predominan en el acto de enseñar, es también un paradigma que
puede coexistir con otro y que sirve para organizar la búsqueda de nuevos
conocimientos en el campo de la pedagogía” (p.32).

Como vemos, según esta

definición, un modelo pedagógico puede considerarse como una teoría explicita del
proceso de enseñanza-aprendizaje.
Según Flórez (2001) El modelo Social-Cognitivo propone el desarrollo multifacético,
politécnico y polivalente del estudiante. Tal desarrollo está determinado por la
sociedad, por la colectividad en la cual el trabajo productivo y la educación están
íntimamente unidos para garantizar el desarrollo de las condiciones materiales para
la construcción del socialismo y la superación de las desigualdades sociales. En los
desarrollos de los últimos tiempos este modelo se ubica

en la opción de la

educación liberadora, la pedagogía crítica y la educación popular, basadas en la
teoría de la acción comunicativa, la emancipación, la reconstrucción de los tejidos
sociales para el fortalecimiento de la sociedad civil y la investigación- acciónparticipación.
En el Proyecto Educativo Institucional P.E.I. se hace referencia a tres ejes claves
que configuran este modelo en la institución: El aprendizaje basado en el estudio
de problemas identificados en la realidad, los procesos de autoevaluación de los
estudiantes y la relación dialógica entre el docente y los estudiantes.
7

La relación dialógica es sustentada desde los aportes de

Freire (1970) quien

afirma que “nadie educa a nadie, todos nos educamos en comunidad”. Bajo este
pensamiento tienen cabida las ideas de las relaciones pedagógicas democráticas y
el aprendizaje cooperativo y colaborativo. La relación dialógica no es solamente
entre profesores y estudiantes sino que en un entorno de aprendizaje en
comunidad también demanda relaciones dialógicas entre los estudiantes.
El aprendizaje debe darse desde la identificación y el estudio de problemas se
originan en el análisis de la realidad y la búsqueda de su solución es un reto para
motivar a los estudiantes.
Según el P.E.I. la evaluación integra tanto la reflexión como la acción y debe dar
importancia a los procesos metacognitivos, es decir a que los sujetos desarrollen
competencias para autoreconocer sus logros, identificar sus dificultades, proponer
metas para resolverlas y establecer nuevos propósitos de desarrollo y aprendizaje.

PROPUESTA DE CLASIFICACIÓN DE ESTILOS PEDAGÓGICOS
La intención de mi propuesta de clasificación es construir un marco de referencia
para la elaboración de los instrumentos que permitirán recoger la información
necesaria para la investigación. Caractericé tres estilos pedagógicos: Un estilo
problematizador ajustado al modelo pedagógico de la institución,

un estilo
8

tradicional y un estilo espontaneísta. En cada estilo se describe la relación docenteestudiante y concepciones sobre ¿qué enseñar y cómo enseñar? y sobre ¿qué
evaluar y cómo evaluar?
El estilo pedagógico del docente problematizador

Este estilo está caracterizado por la relación dialógica y democrática entre
docente y estudiantes, el aprendizaje basado en problemas y la
autoevaluación como mecanismo para promover procesos metacognitivos

Relación dialógica: La relación docente-estudiante en el modelo social
cognitivo es dialógica y democrática. Freire (1970) sostiene que “dado que el
dialogo es el encuentro de los hombres que pronuncian el mundo, no puede
producir una pronunciación de unos a otros” (p.99). Desde la pedagogía
dialógica, en el sentido de Paulo Freire, se presenta una perspectiva
importante para el Modelo Pedagógico. En primer lugar el diálogo como una
exigencia existencial que permite la pronunciación del mundo por cuanto “los
hombres no se hacen el silencio, sino en la palabra, en el trabajo, en la
acción, en la reflexión” (p. 98). Para Freire (1970) el dialogo es “el encuentro
que solidariza la reflexión y la acción de sus sujetos encauzados hacia el
mundo que debe ser transformado y humanizado, no puede reducirse a un
mero acto de depositar ideas de un sujeto a otro, no puede convertirse
9

tampoco en un simple cambio de ideas por sus permutantes” (p. 99). Ésta
idea es clave en el Modelo, por cuanto señala orientaciones tanto en la
relación pedagógica y en la relación estudiantes-profesores-conocimientocultura.
¿Qué enseñar?: La propuesta pedagógica fundamentada en las tendencias
cognitivo-sociales propone un modelo curricular basado en problemas. Los
problemas se identifican en el análisis de la realidad y la búsqueda de su
solución es un reto para motivar a los estudiantes en el aprendizaje de
conocimientos que lleven a la solución de los mismos. La planeación se
centra

en buscar escenarios problémicos que den cuenta de problemas

reales que pueden solucionarse con los contenidos del currículo. Estos
problemas no están estructurados, no tienen respuestas ni procedimientos
únicos, son complejos y requieren de creatividad e ingenio para abordarlos.
¿Cómo enseñar?: En este estilo de enseñanza, el docente privilegia la
actividad creativa y crítica de los estudiantes. Se rompe el paradigma de que
los contenidos preceden a los problemas, en este enfoque primero se
encuentran situaciones problémicas que requieren solucionarse, y en el
ejercicio de indagación necesario para enfrentarse al problema, se van
encontrando y construyendo los contenidos.

10

Se planean proyectos conjuntos en los que intervienen estudiantes y
docentes de diferentes disciplinas, y desde cada una se realizan aportes
para dar solución a la situación problema.
¿Qué y cómo evaluar?: La evaluación tiene un interés formativo y no un
interés calificador. Se busca que el estudiante reflexione sobre su
desempeño y el de su grupo, y que colectivamente se establezcan
estrategias para mejorar. Se valoran los procesos metacognitivos, es decir,
aquellos procesos en los que los sujetos desarrollan competencias para
autoreconocer sus logros, identifican sus dificultades, se proponen metas
para resolverlas y establecen nuevos propósitos de desarrollo y aprendizaje.
En esta evaluación se tienen en cuenta tanto los desarrollos de procesos
individuales como los colectivos. En este sentido se da importancia a la
evaluación de competencias, analizando los conocimientos previos, los
niveles de logro y los cambios conceptuales alcanzados.

El estilo pedagógico tradicional

Este estilo se caracteriza por el autoritarismo, el protagonismo del docente, y la
evaluación calificativa

11

Relación docente-estudiante: Es una relación vertical, de corte autoritario.
El profesor es el único protagonista de la clase y el estudiante asume un
papel pasivo en el que no puede actuar por su cuenta ni plantear sus propias
ideas. Los estudiantes son vistos como un colectivo uniforme en el que no se
aprecian las individualidades.
¿Qué enseñar?: Para Porlán (2000), la planeación tradicional del currículo,
consiste en “un temario

de contenidos basado

exclusivamente en los

productos de la disciplina (datos, conceptos y teorías) y secuenciados a su
estructura formal” (p.147).
¿Cómo enseñar?: El estilo pedagógico tradicional está ligado a la
educación bancaria criticada por Freire (1970) “En ella, el educador aparece
como su agente indiscutible, como su sujeto real, cuya tarea indeclinable es
llenar a los educandos de los contenidos de su narración” (p.71), Para Freire
estas narraciones tienen sonoridad pero son incapaces de transformar. No
hay construcción ni descubrimiento del conocimiento, por el contrario, los
contenidos son “dictados” por el profesor.
¿Qué evaluar y cómo evaluar?: El aprendizaje es competitivo, lo cual
desencadena diferencias sociales entre “buenos” y “malos estudiantes. La
evaluación en el estilo tradicional es un instrumento de medición cuantitativa.
Para Flórez (2001) “En la enseñanza tradicional la evaluación es
reproductora

de

conocimientos,

clasificaciones,

explicaciones

y
12

argumentaciones previamente estudiadas por el alumno en notas de clase o
textos prefijados” (p.36). Los instrumentos de evaluación típicos de estilo de
enseñanza son las pruebas escritas, los test, las preguntas orales.

El estilo espontaneísta

En este estilo, el docente no tiene control sobre lo que ocurre en la práctica,
ni le interesa tenerlo. Este estilo puede relacionarse con el modelo
pedagógico romántico referenciado por Flórez (2001). Este autor explica
que dentro del modelo romántico, “el ambiente pedagógico debe ser muy
flexible...a diferencia del modelo pedagógico tradicional , no interesa el
contenido del aprendizaje ni el tipo de saber enseñado, pues lo que cuenta
es el desenvolvimiento espontaneo del niño en su experiencia natural con el
mundo que lo rodea” (p.37-38)

La relación docente-estudiante: El docente es un amigo y cómplice del
estudiante, no hay una autoridad clara, se privilegia la espontaneidad de los
estudiantes. Las reglas son muy flexibles.
¿Qué enseñar? No existe una planeación, las actividades van surgiendo
espontáneamente por lo que no hay unos contenidos y objetivos claros. En

13

el transcurso se van creando acuerdo sobre las actividades que se quiere
realizar.
¿Cómo enseñar? El profesor adopta el papel de coordinador de las
actividades que van surgiendo en los debates, improvisando recursos,
solucionando problemas y favoreciendo la participación, expresión y
comunicación de todos los alumnos
¿Qué y cómo evaluar? La experiencia de los estudiantes es valiosa, no
necesita ponerse a prueba, ni evaluarse, ni calificarse. El docente de este
estilo cree que “realizar cualquier forma de seguimiento del aprendizaje es
negativo, por lo que tiene de mecanismo de control, e irrelevante, al ser
imposible saber lo que los demás saben” (Porlan, 2000, p.157)

METODOLOGÍA
Esta investigación está enmarcada dentro del paradigma interpretativo. Lincoln y
Guba (citado por González, 2001), postulan algunos principios de este tipo de
paradigma:

Las realidades son múltiples, holísticas y construidas.

El propósito de la investigación es construir un cuerpo ideográfico de
conocimiento que describa el caso de estudio

El investigador y el objeto de investigación son inseparables
14

No resulta factible distinguir causas y efectos

La investigación está afectada por la elección de valores que forman parte
del contexto en que se desarrolla el trabajo

Los estilos pedagógicos de los docentes son construcciones individuales, únicas,
complejas, que no pueden ser controladas, y su observación y análisis en una
investigación está afectada por valores como: el investigador y la metodología
utilizada en la recolección y análisis de datos.
Con respecto a la recolección y el análisis tendré en cuenta cuatro momentos.
1. Revisión de los fundamentos teóricos del modelo pedagógico de la
institución educativa, así como también de aportes de investigadores al tema
de los estilos pedagógicos para construir una clasificación que sirva de
referencia para los propósitos de esta investigación
2. Diseño y aplicación de un cuestionario para detectar la afinidad de los
docentes a cada estilo pedagógico. Este cuestionario ya fue diseñado y está
basado en varias preguntas clave: ¿Qué enseñar? ¿Cómo enseñar? ¿Para
qué enseñar? ¿Qué evaluar? ¿Cómo evaluar? ¿Para qué evaluar? ¿Cómo
debe ser la relación docente-estudiante?
3. Entrevistas a los docentes para complementar la información recogida en los
cuestionarios

15

4. Observación directa de las prácticas docentes. La información será recogida
en notas de campo
5. Análisis de la información por medio de codificación y categorización.
6. Comparación de los resultados de los cuestionarios, entrevistas y las
observaciones para detectar si existe coherencia entre lo que dicen los
profesores y lo que hacen en la práctica. Además determinar si los estilos
pedagógicos observados se ajustan al modelo pedagógico de la institución

PROYECCIONES:

Espero que esta investigación permita hacer visibles las teorías implícitas y
explicitas de los docentes sobre el proceso de enseñanza-aprendizaje.

La investigación será un punto de partida para realizar una reflexión crítica
en compañía de los docentes de la institución sobre la relación entre el
modelo pedagógico y las prácticas docentes, que permita determinar los
aspectos teóricos que se ha implementado y los que aun no se han tenido
en cuenta en la práctica.

16

BIBLIOGRAFÍA

Coldren, J., & Hively, J. (2009). Interpersonal Teaching Style and Student
Impression Formation. College Teaching, 57(2), 93-98.
Corredor M., M. V., & Callejas R., M. M. (2002). La renovación de los estilos
pedagógicos. (UIS, Ed.) Docencia Universitaria, 3(1).
De Vicenci, A. (2009). Concepciones de enseñanza y su relacion con las prácticas
docentes: un estudio con profesores universitarios. Pedagogia Universitaria,
12, 87-101.
Florez, R. (2001). Evaluación Pedagógica y Cognición. Bogotá: McGrawHill.
Freire, P. (1970). Pedagogia del Oprimido (20A Reimpresion 2008). Madrid: Siglo
XXI editores.
González Monteagudo, J. (2001). El paradigma interpretativo en la investigación
social y educatica: nuevas respuestas para viejos interrogantes. Cuestiones
pedagógicas: Revista de ciencias de la educación(15), 227-246.

17

Grupo de investigación INVEDUSA. (2008). Los estilos pedagógicos y su impacto
en el aprendizaje de los alumnos. Bogotá: Fondo de Publicaciones
Universidad Sergio Arboleda.
Hernández Pina, F., & Maquilón Sánchez, J. (2010). Las concepciones de la
enseñanza: aportaciones para la formación del profesorado. Reifop, 13(3).
Manterola, C. (2011). Lo que piensan de la enseñanza y lo que hacen los docentes
universitarios. Ensaio Pesquisa em Educação em Ciências.
Porlan, R. (2000). Constructivismo y Escuela. Sevilla: Diada.
Rodrigo, M. J., Rodriguez, A., & Marrero, J. (1994). Las teorías implícitas. Una
aproximación al conocimiento cotidiano. Madrid: Visor.

18