Está en la página 1de 3

FENOMENOS DE TRANSPORTE

La teoría de la viscosidad de los líquidos se caracteriza por una resistencia al flujo llamada
viscosidad. La viscosidad de un líquido crece al aumentar el número de moles y disminuye al
crecer la temperatura. La viscosidad también está relacionada con la complejidad de las
moléculas que constituyen el líquido: es baja en los gases inertes licuados y alta en los aceites
pesados. Es una propiedad característica de todo fluido (líquidos o gases). La viscosidad es
una medida de la resistencia al desplazamiento de un fluido cuando existe una diferencia de
presión. Cuando un líquido o un gas fluyen se supone la existencia de una capa estacionaria,
de líquido o gas, adherida sobre la superficie del material a través del cual se presenta el flujo.
La segunda capa roza con la adherida superficialmente y ésta segunda con una tercera y así
sucesivamente. Este roce entre las capas sucesivas es el responsable de la oposición al flujo o
sea el responsable de la viscosidad.

La viscosidad se mide en poise, siendo un poise la viscosidad de un líquido en el que para


deslizar una capa de un centímetro cuadrado de área a la velocidad de 1 cm/s respecto a otra
estacionaria situado a 1 cm de distancia fuese necesaria a la fuerza de una dina.

La viscosidad suele decrecer en los líquidos al aumentar la temperatura, aunque

algunos pocos líquidos presentan un aumento de viscosidad cuando se calientan.

Para los gases la viscosidad aumenta al aumentar la temperatura.

La viscosidad de un liquido se determina por medio de un viscosímetro entre los cuales el más
utilizado es el de Ostwald, este se utiliza para determinar viscosidad relativas, es decir, que
conociendo la viscosidad de un líquido patrón, generalmente agua, se obtiene la viscosidad del
líquido problema a partir de la ecuación:

La viscosidad en una propiedad de los líquidos que indica su resistencia al flujo, definido como
la razón de tensión de corte.
Los líquidos generalmente fluyen mas fácilmente (se tornan menos viscosos) cuando se
calientan. Los materiales duros, como las piedras, pueden ser considerados líquidos, ya que
pueden “fluir” aunque extremadamente despacio. Los vidrios de las ventanas de edificaciones
antiguas comúnmente son más gruesas en la parte inferior que en la superior, porque durante
cientos de años el vidrio discurre hacia abajo.

Flores Cárdenas Miriam Página 1


FENOMENOS DE TRANSPORTE

Algunas mezclas de líquidos, como salsas que contienen harina, almidón de maíz o tapioca, se
vuelven más espesos cuando se calientan.

INFLUENCIA DE LA TEMPERATURA Y PRESION EN LA


VISCOSIDAD

El efecto de la temperatura sobre la viscosidad de u liquido es notablemente


diferente del efecto sobre un gas; mientras en este ultimo caso el coeficiente aumenta con la
temperatura, las viscosidades de los líquidos disminuyen invariablemente de manera marcada
al elevarse la temperatura. Se han propuesto numerosas ecuaciones que relacionan viscosidad
y temperatura como por ejemplo:

Donde A y B son constantes para el liquido dado; se deduce que el diagrama de log( ) frente
a 1/T seta una línea recta. Se pensó en otro tiempo que la variación de la fluidez con la
temperatura resultaría más fundamental que la del coeficiente de viscosidad; pero el uso de
una expresión exponencial hace que la opción carezca de importancia.

La viscosidad es una propiedad que depende de la presión y temperatura y se define como el


cociente resultante de la división de la tensión de cizallamiento (t ) por el gradiente de velocidad
(D).
m =t / D
Con flujo lineal y siendo constante la presión, la velocidad y la temperatura.
Afecta la generación de calor entre superficies giratorias (cojinetes, cilindros, engranajes).
Tiene que ver con el efecto sellante del aceite. Determina la facilidad con que la maquinaria
arranca bajo condiciones de baja temperatura ambiente.

Flores Cárdenas Miriam Página 2


FENOMENOS DE TRANSPORTE

Flores Cárdenas Miriam Página 3