Modelo de Desarrollo Vasco

DESARROLLO Y CONVIVENCIA
Working Paper 10 de marzo de 2016

Modelo de Desarrollo Vasco
DESARROLLO Y CONVIVENCIA

1. La íntima relación entre modelo de desarrollo y convivencia
puede analizarse desde distintas perspectivas. La propia
existencia de un modelo de desarrollo es, en sí misma, un
factor esencial para impulsar la convivencia dentro de
cualquier ámbito político.
2. Se ha repetido que el desarrollo en sí mismo es un factor clave
para la convivencia y la paz. Sin embargo, la experiencia del
siglo XX nos demuestra que las sociedades avanzadas pueden
estar expuestas a conflictos civiles y bélicos de dimensiones
globales.
Es muy posible que, más que el hecho de haber o no alcanzado
un determinado nivel de desarrollo -que, lógicamente, tiene
en sí mismo cierta relevancia- sea la "expectativa de
desarrollo" el factor fundamental para impulsar la convivencia
y la paz. Ambos conceptos están a corto plazo relacionados. La
percepción de un efectivo avance en el desarrollo durante los
últimos años genera por sí misma una expectativa de
continuidad en el proceso de avance y, por lo tanto, esperanza
de desarrollo y esperanza de futuro.
3. La expectativa de desarrollo es esencial para polarizar la
psicología de los ciudadanos y su propia perspectiva de futuro.
Cuando las esperanzas de desarrollo individuales y colectivas
desaparecen, las estrategias de personas, colectivos y países
tienden a volverse hacia las personas, colectivos y países que
les rodean y hacia estrategias de disputa en la distribución de
la riqueza existente o -peor aún- de destrucción de la
capacidad de desarrollo ajena, ante cuyos efectos negativos no
vemos otra salida que el conflicto.
4. El desarrollo conjunto de una sociedad es habitualmente un
reflejo del desarrollo individual de las personas que lo
componen. Una perspectiva de desarrollo económico global
supone también una perspectiva de empleo, mejores
condiciones salariales y laborales, más opciones de ocio y de
2

Modelo de Desarrollo Vasco
DESARROLLO Y CONVIVENCIA

desarrollo personal y profesional, etc. Este contexto induce
claramente a ciudadanos y colectivos sociales a posicionarse
de forma positiva ante el futuro y a dejar en un segundo plano
o marginar los conflictos entre personas, entre colectivos y
entre estados y pueblos.
5. Es normalmente el miedo o la falta de esperanza lo que induce
a la violencia depredadora, a la violencia reactiva o a la guerra.
Sin descartar otros factores sociológicos o culturales que,
evidentemente, también tienen su importancia, es el
desarrollo económico el elemento clave y habitualmente de
mayor trascendencia a la hora de crear un clima social de
confianza en el futuro.
6. La perspectiva de desarrollo realza los intereses comunes de
personas y grupos. En ausencia de la misma, el concepto de
interés común se atenúa y la competencia entre intereses
individuales y de grupo tiende a situarse en primer plano. Por
supuesto, esto sucede de forma progresiva, a través de un
lento cambio psicológico primero y sociológico y político
después. La manifestación más habitual de las consecuencias
de esta crisis de confianza en el futuro tiende a ser la
proliferación de los conflictos sociales y económicos y su
exacerbación, por supuesto, la guerra.
7. Aunque los análisis y las estrategias vinculando desarrollo y
procesos de paz tienden a proyectarse hacia los países en
desarrollo, su aplicabilidad también a los estados avanzados es
evidente y debería ser muy tenida en cuenta.
8. Quizás nos hemos olvidado ya de la trascendencia que el
acelerado desarrollo en los años 50 y 60 en Europa occidental
sin duda tuvo para la estabilidad social y política de nuestro
continente. Deberíamos recordarlo muy especialmente en un
momento crítico como el actual, en el que el estancamiento
económico de Europa, unido a la más que evidente falta de
liderazgo y de estrategias, parece estar abriendo el camino al

3

Modelo de Desarrollo Vasco
DESARROLLO Y CONVIVENCIA

posible estallido de toda una serie de conflictos intra-europeos
y también entre Europa y su entorno.
9. Es esencial tener en cuenta estos hechos a la hora de abordar
el análisis de las políticas públicas, de las ideologías y de los
distintos movimientos culturales y sociales. Las corrientes de
pensamiento que desprecian o minusvaloran el desarrollo
económico con excesiva frecuencia tienden a perder la
perspectiva de futuro y a adquirir rasgos culturales nihilistas
que, a medio plazo, son caldo de cultivo para la destrucción de
los vínculos de solidaridad interna y externa y también para el
conflicto, el odio y la guerra. Desde una u otra perspectiva
ideológica, apostar por el desarrollo económico y social es
apostar por el futuro y por una percepción activa y positiva del
ser humano individualmente considerado y de la humanidad
en su conjunto.
.

As a Working Paper, it does not reflect any institutional position or opinion neither of EKAI Center, nor of
its sponsors or supporting entities.
EKAI Center seeks to do business with companies or governments covered in its reports. Readers should be
aware that we may have a conflict of interest that could affect the objectivity of this report. Investors
should consider this report as only a single factor in making their investment decision.
GARAIA INNOVATION CENTER, GOIRU 1A MONDRAGON
TEL: 943250104 LEKEITIO 675701785 DURANGO 688819520
E-MAIL: info@ekaicenter.eu
www.ekaicenter.eu scribd.com/EKAICenter

4

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful