Está en la página 1de 1

TÉCNICAS PARA QUE LOS ALUMNOS TRATEN POR SÍ

MISMOS SUS TEMAS DE INTERÉS

¿POR QUÉ SON IMPORTANTES?

La moderna Psicología insiste en partir del nivel de desarrollo y conocimientos previos


de los alumnos. Lo que verdaderamente se aprende es lo que permite modificar o
ampliar las estructuras pre-existentes. Un ejemplo: el alumno que nunca se ha
preguntado cómo respiran las plantas tendrá menos posibilidades de asimilar la lección
que aquel que, en sus reflexiones, ha llegado a hacerse esta pregunta. A los adultos nos
ocurre lo mismo.
Por otra parte, estas técnicas nos permiten acercarnos más a los intereses de los
alumnos, a su situación familiar y escolar, a sus verdaderas opiniones, que cualesquiera
otras.
Por último, las nuevas formas de comunicación en el aula pueden ser aplicadas a las
diferentes materias, enriquecer las actividades, relajar la tensión, disminuir la sensación
de pasividad y anonimato de los alumnos y favorecer la convivencia.

¿SON VIABLES EN EL AULA?

Rotundamente sí. Hay que distinguir dos momentos:

- Un primer momento, cuando se están aprendiendo. Si los alumnos no están en su


sitio, hay que mover mesas, no se sabe muy bien si se puede hablar o no…
entonces la situación parece caótica, y los de peor conducta se portan peor.
- Cuando ya se ha aprendido las reglas y se han practicado, la clase es un
auténtico ejercicio de comunicación, positivo para todos y en el que cooperan
todos. Las técnicas son demandadas una y otra vez por los alumnos y son ellas
mismas un refuerzo (“como os portéis mal no hacemos el rol-playing”).

¿CUÁLES SON LAS PRINCIPALES?

1. Técnicas centradas en la recogida de datos e informaciones:


a. Mesa redonda
b. Entrevista
c. Entrevista colectiva

2. Técnicas diversas de tratamiento y profundización en un tema:


a. Torbellino de ideas
b. Phillips 66
c. Método del caso
d. Técnicas que ayudan a tratar el tema a través de la dramatización:
i. Role-playing
ii. Sesión del Tribunal