Está en la página 1de 3

UNIVERSIDAD GALILEO MAESTRIA EN INNOVACION EDUCATIVA

ESTRATEGIA DOCENTE PARA LA RESOLUCIÓN DE PROBLEMAS CON CREATIVIDAD

Lic. Laura Verónica Monzón Cárcamo

UNIVERSIDAD GALILEO MAESTRIA EN INNOVACION EDUCATIVA ESTRATEGIA DOCENTE PARA LA RESOLUCIÓN DE PROBLEMAS CON CREATIVIDAD Lic.

ESTUDIANTE: Elvis Francisco Armando Castro Rodríguez Carné: 15005957

ENSAYO SOBRE LOS SOMBREROS PARA PENSAR DE EWARD DE BONO

Generalmente, los únicos que están satisfechos con su capacidad de pensamiento son aquellos pobres pensadores que creen que el objetivo de pensar es probar que tienen razón, para su propia satisfacción.EDWARD DE BONO

“ Generalmente, los únicos que están satisfechos con su capacidad de pensamiento son aquellos pobres pensadores

INTRODUCCIÓN:

Actualmente la resolución de conflictos y problemas en el aula, es a menudo bastante difícil por los distintos caracteres de nuestros estudiantes, porque la gran mayoría de nuestros adolescentes tienden a responder a sus emociones como vienen sin esperar un momento a pensar y descifrar la forma adecuada de resolver los conflictos.

Nos vemos entonces de buscar herramientas que nos ayuden a resolver estos obstáculos de manera creativa y concienzuda, sin que se nos salga de las manos. Es así como llegamos a esta forma de abordar los problemaslos sombreros para pensar. Edwar de Bono propone esta interesante actividad para ayudarnos a ver los problemas desde varios puntos de vista. A continuación explicare a grandes rasgos en que consiste.

LOS SOMBREROS PARA PENSAR

Esa es una técnica que se puede utilizar para la resolución de conflictos entre estudiantes o para resolver un problema que está inquietando al salón de clase.

Edward de Bono propone la utilización de seis sombreros (se hace alusión a esto, aunque creo que quedaría bien hacerlos y utilizarlos) y se usan para que los estudiantes o grupos de personas se vayan colocando cada sombrero y tratar de pensar con las características de pensamiento de cada sombrero. Claro que previo a esto hay que realizar la explicación de que se hará durante el ejercicio y los objetivos de la técnica.

SOMBRERO AZUL:

El primer sombrero, que es con el que se debería de comenzar y finalizar es el sombrero azul, que es el que hace la función de moderador, se ocupa del control y del orden de los procesos de pensamiento de cada sombrero.

SOMBRERO BLANCO:

Con este sombrero nos centramos en los datos disponibles, a las cifras, es neutro y objetivo. Se hacen declaraciones de hecho, incluyendo las que no están presentes o haciendo ver la opinión de personas que no están presentes.

SOMBRERO ROJO:

SOMBRERO AZUL: El primer sombrero, que es con el que se debería de comenzar y finalizar

Este sombrero se le dice el de las emocioneso como diría alguien por ahí, pensar con el estómago. El sombrero rojo nos permite tener un pensamiento visceral, emocional, por ejemplo de tristeza, enojo, etc. Es recoger el sentimiento de uno frente a los problemas. No es recomendable usarlo más de 30 segundos.

SOMBRERO NEGRO:

Este nos permite tener un pensamiento negativo del acontecimiento, pero hay que tratar de que sea también constructivo. Puede sugerir pensamientos de consecuencias, barreras, peligros; este es el pensamiento crítico, buscar los problemas y desacuerdos. Hay que tener cuidado de cómo se utiliza, pues se le puede dar un mal uso.

SOMBRERO AMARILLO:

El sombrero amarillo es el de las ideas positivas, busca razones a favor de algo, es todo lo contrario al sombrero negro, debe inyectar un entusiasmo bien definido, no un entusiasmo ciego o positivo indeciso.

SOMBRERO VERDE:

Este es el de la creatividad, el de buscar soluciones, de buscar nuevas posibilidades, el pensamiento del sobrero verde, al cubrir toda la creatividad puede tener ideas muy variadas, estas se llevan a cabo desde las declaraciones del sombrero negro.

Es indispensable que si se aplica esta herramienta en un grupo, todos participen al mismo tiempo con el mismo color de sombrero

CONCLUSIÓN:

Esta actividad utilizada conscientemente es una poderosa herramienta que puede lograr no solo encontrarle la solución a un problema o conflicto, sino también de desarrollar valores, pues

como vemos las cosas desde varios ángulos, en algún momento nos ponemos en los zapatos de los demás (empatía) o encontrar la responsabilidad de nuestros propios actos. Hay que ponerla en práctica, pues solo así se puede echar a andar una actividad para luego desarrollarla, afinarla y dominarla.