Está en la página 1de 44
CAMBIO CLIMÁTICO Por Reforestamos México A.C. Isaac Ríos 1. Introducción El planeta está experimentando algo

CAMBIO CLIMÁTICO

Por Reforestamos México A.C. Isaac Ríos

1. Introducción

El planeta está experimentando algo nuevo, un calentamiento global muy rápido. Los científicos han comprobado que este cambio es causado por las emisiones producidas por la actividad humana.

La frase de “Calentamiento Global” no tiene mucho tiempo de haber aparecido pero la de Cambio Climático ya se conoce y no es nueva. De hecho los cambios climáticos han ocurrido a través de la historia. El clima de la Tierra actual es muy diferente al de hace 2 millones de años, o de hace 10,000 años. Desde el inicio de las formas más primitivas de vida, este planeta ha experimentado cambios climáticos desde cálidos hasta gélidos, como el periodo seco jurásico de los dinosaurios al sombrío y el paisaje congelado de la era glaciar.

En estos últimos años se ha buscado un concepto que pueda definir al Cambio Climático, podemos mencionar algunas como:

Cambio Climático: Según la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), lo define como un cambio de clima atribuido directa o indirectamente a la actividad humana que altera la composición de la atmósfera mundial y que se suma a la variabilidad natural del clima, observada durante períodos de tiempo comparables (CMNUCC, 1992).

Cambio Climático: Cualquier cambio del clima en el tiempo, tanto ocasionado por la variabilidad natural o como resultado de las actividades humanas (IPCC, 2007).

Cambio Climático: Cambios en la temperatura del aire de la superficie terrestre, referida como temperatura global, ocasionados por la emisión de gases de efecto invernadero al aire. (GEO 4, 2007)

TIP IPCC son las siglas en inglés del Panel Intergubernamental del Cambio Climático, que es

TIP

IPCC son las siglas en inglés del Panel Intergubernamental del Cambio Climático, que es el órgano principal para la evaluación del Cambio Climático establecido por el Programa de las Naciones Unidas por el Medio Ambiente, UNEP por sus siglas en inglés y la Organización Meteorológica Mundial (WMO por sus siglas en inglés). Si quieres conocer más del IPCC, visita la página http://www.ipcc.ch/

El Cambio Climático no se refiere únicamente a las variaciones del clima. No son cambios de temperatura en los que aumenta o disminuye el calor o el frío en un tiempo determinado; se trata más bien de un proceso de calentamiento de la Tierra, que es producido básicamente por las actividades que realizamos, los seres humanos.

2. Causas del Cambio Climático

El Cambio Climático, es un cambio antropogénico; es decir, originado por las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) derivadas de las actividades humanas a partir de la revolución industrial.

Como se muestra en la Figura 1 el aumento de la temperatura promedio del planeta, está directamente vinculada con el aumento en la concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera. En los últimos 1,000 años la temperatura de la superficie del planeta se mantuvo constante hasta principios del siglo XX, a finales del siglo aumento 0.74° C, si comparamos esto con los niveles de dióxido de carbono (CO 2 ) en la atmósfera, podemos ver que tiene un comportamiento semejante que la temperatura, y que los niveles de CO 2 permanecieron por debajo de las 290 ppm (partes por millón), es decir, a mediados del siglo XIX comenzaron a aumentar debido a la quema de una gran cantidad de combustibles fósiles producto de la revolución industrial, llegando a 380 ppm en el año 2,000.

Figura 1. Concentración de Dióxido de Carbono (CO 2 ), atmosférico y la temperatura media
Figura 1. Concentración de Dióxido de Carbono (CO 2 ), atmosférico y la temperatura media

Figura 1. Concentración de Dióxido de Carbono (CO 2 ), atmosférico y la temperatura media global durante los últimos1,000 años.

En varios milenios las concentraciones atmosféricas mundiales de CO 2 , metano (CH 4 ) y óxido nitroso (N 2 O) habían permanecido muy por debajo que las concentraciones actuales y fue a partir de 1750 que empezaron aumentar muy notablemente (IPCC, 2007).

Las causas del incremento de las concentraciones de dióxido de carbono (CO 2 ) en la atmósfera están bien identificadas. Estas son el uso industrial y doméstico de combustibles que contienen carbono (petróleo, carbón, gas natural y leña), la deforestación que provoca la descomposición de la materia orgánica- y la quema de la vegetación de un ecosistema. En el caso del metano (CH 4 ) son: la agricultura, el uso de gas natural, los rellenos sanitarios, el aumento de las actividades ganaderas y la quema de la vegetación. Sin embargo, es el uso indiscriminado e

ineficiente de los combustibles el principal generador de la tendencia actual. (Jaramillo, 2004). Durante los

ineficiente de los combustibles el principal generador de la tendencia actual. (Jaramillo, 2004).

Durante los últimos 250 años la economía humana ha generado más de 1.1 billones de toneladas de dióxido de carbono (CO 2 ) por uso de combustibles fósiles para la generación y uso de energía, de las cuales 770 millones fueron generadas durante los últimos 50 años.

La deforestación en los últimos 50 años ha generado más de 330 millones de

toneladas de dióxido de carbono (CO 2 ), un tercio de las emisiones acumuladas

totales del periodo. http://cait.wri.org/cait.php).

(Climate Analysis Indicators Tool (CAIT)

La gran preocupación por los impactos adversos previsibles del calentamiento global, sobre los sistemas humanos y naturales, se fundamenta en que las concentraciones de CO 2 en la atmósfera terrestre determinan la temperatura promedio superficial del planeta, y ésta sigue, prácticamente en paralelo, a las concentraciones.

3. Efecto Invernadero

El Efecto Invernadero es un fenómeno natural que provoca que parte del calor del sol que nuestro planeta refleja quede atrapado, al incidir con los Gases de Efecto Invernadero (GEI) que se encuentran en la atmósfera, manteniendo la temperatura media global en +15º centígrados, favorable a la vida, en lugar de -18 º centígrados, que resultarían nocivos. Por lo tanto, el Efecto Invernadero no es dañino, al contrario, es necesario para la vida, sin embargo, en los últimos 150 años hemos cambiado la composición de la atmosfera con la emisión excesiva de GEI.

Como se muestra en la Figura 2, la Tierra recibe de forma permanente un flujo de rayos solares; una parte de los rayos del Sol son reflejados al espacio por las nubes, pero la mayor parte de estas ondas luminosas atraviesan la atmósfera y alcanzan la superficie terrestre. La energía recibida del Sol calienta la superficie de la Tierra y los océanos. A su vez, la superficie de la Tierra emite su energía de vuelta hacia la

atmósfera y hacia el espacio exterior en forma de ondas térmicas conocidas como radiación de

atmósfera y hacia el espacio exterior en forma de ondas térmicas conocidas como radiación de onda larga (radiación infrarroja).

Sin embargo, no toda la energía liberada por la Tierra es devuelta al espacio; parte de ella queda atrapada en la atmósfera debido a la existencia de ciertos gases, denominados gases de efecto invernadero, que tienen la propiedad de absorber y re-emitir la radiación proveniente de la superficie de la Tierra. Es decir, los gases de efecto invernadero atrapan el calor emitido por la Tierra y lo mantienen dentro de la atmósfera, actuando a modo de un "gigantesco invernadero".

de la atmósfera, actuando a modo de un "gigantesco invernadero". Figura 2 . Fenómeno de Efecto

Figura 2. Fenómeno de Efecto Invernadero

ACTIVIDAD Para comprender el Efecto Invernadero, el mejor lugar para iniciar el objeto con el

ACTIVIDAD

Para comprender el Efecto Invernadero, el mejor lugar para iniciar el objeto con el cual se creó está analogía, es un invernadero. Un invernadero funciona dejando pasar los rayos del sol, que absorben las plantas, y calientan el invernadero. Las paredes del invernadero se aseguran que el aire cálido no escape, o que escape muy lentamente. Si alguna vez estacionaste tu auto con las ventanas cerradas en un día soleado, en el momento que entras al carro experimentas un golpe de calor provocado por este efecto.

3.1. Gases de Efecto Invernadero (GEI)

En 1992, en la CMNUCC, definió a los GEI como: "Aquellos componentes gaseosos de la atmósfera, tanto naturales como antropogénicos (de origen humano), que absorben y emiten radiación infrarroja". Esta propiedad es la que causa el efecto invernadero. Vapor de agua, dióxido de carbono (CO 2 ), óxido nitroso (N 2 O), metano (CH 4 ) y ozono (O 3 ) son los gases de efecto invernadero principales de la Tierra. En la atmósfera hay además gases de efecto invernadero creados por el hombre, como los halocarburos y otras sustancias que contienen cloro y bromo. Además, el Protocolo de Kioto habla de hexafluoruro de azufre (SF 6 ), hidrofluorocarburos (HFCs) y perfluorocarburos (PFCs). En el Cuadro 1 se muestran el origen y su potencial como generadores del Cambio Climático en equivalente (CO 2 e). Los gases previamente mencionados están regulados por la CMNUCC y por el Protocolo de Kioto.

Cuadro 1 Gases de Efecto Invernadero (GEI) considerados por el Protocolo de Kioto   PRINCIPALES

Cuadro 1 Gases de Efecto Invernadero (GEI) considerados por el Protocolo de Kioto

 

PRINCIPALES GASES DE EFECTO INVERNADERO

 
   

GWP - TAR (CO 2 e)

Vida

 

Composición

GEI

media

 

ORIGEN

 

molecular

 

(años)

 
 

Dióxido de

     

Quema de combustibles fósiles y de biomasa, incendios forestales.

carbono

 

CO 2

1

50 a 200

       

Cultivo

de

arroz,

producción

pecuaria

de

Metano

 

CH 4

23

12 ± 3

peces,

residuos

sólidos

urbanos,

emisiones

       

fugitivas.

 

Óxido nitroso

N

2 O

296

120

Uso de fertilizantes, degradación de suelos, algunos usos médicos.

 

HFC-23

12000

   

HFC-125

3400

HFC-134a

1300

Refrigeración, aire acondicionado,

Hidrofluoro-

HFC-152a

120

 

extinguidores, petroquímica, solventes en producción de espumas, refrigerantes y

carbonos

1.5 a 26

HFC-227ea

3500

 
 

aerosoles, producción y uso de halocarbonos.

HFC-236fa

9400

 

HFC-4310mee

15000

 

C

2 F 4

5700

   

Perfluorocar-

C

2 F 6

11900

2,600 a

Refrigerantes industriales, aire acondicionado, producción de aluminio, solventes, aerosoles, producción y uso de halocarbonos.

bonos

C

4 F 10

8600

50,000

C

6 F 14

9000

       

Aislante dieléctrico en transformadores e interruptores de redes de distribución eléctrica,

Hexafluoro de

       

azufre

 

SF 6

23900

3,200

refrigerante industrial, producción de aluminio, magnesio y otros metales, producción y uso de halocarbonos.

     
 

Fuente: El potencial de calentamiento global (GWP, por sus siglas en inglés) permite una contabilidad en términos de equivalentes de CO 2 o CO 2 e. Está basada en el TAR tercer informe de Evaluación del IPCC. Fuente IPCC, 2001.

Los GEI tienen diferentes potenciales de retención de calor, es decir, algunos tienen una mayor capacidad que otros para detener la radiación de onda larga emitida por la Tierra, a dicha capacidad se le ha llamado Potencial de Calentamiento Global.

El potencial de calentamiento global (de un gas invernadero) depende de su estructura molecular y

El potencial de calentamiento global (de un gas invernadero) depende de su estructura molecular y de su tiempo de residencia en la atmósfera, antes de ser transformado en otro compuesto. (Ruíz y Cruz 2004). La Figura 3 muestra la parte proporcional que representa cada uno de los GEI y la fuente a nivel mundial.

representa cada uno de los GEI y la fuente a nivel mundial. Figura 3. Concentraciones de

Figura 3. Concentraciones de Gases de Efecto Invernadero a nivel mundial

El Potencial de los GEI, para promover el Calentamiento Global considera el tiempo de vida en la atmósfera de los gases que se estudian, y entonces se establece el potencial, contemplando un horizonte de tiempo de 20, 100 y 500 años, considerando los efectos directos o indirectos que pudiese tener un gas determinado en el calentamiento global de la atmósfera. El carácter directo o indirecto de un gas de efecto invernadero se da por el hecho de que influya directamente en ocasionar el fenómeno o porque afecta el tiempo que otros gases permanecen en la atmósfera.

En la Figura 4 se muestran los principales Gases de Efecto Invernadero producidos en nuestro país.

Figura 4. Emisiones de GEI, actividad del cual proviene, uso final y tipo de GEI
Figura 4. Emisiones de GEI, actividad del cual proviene, uso final y tipo de GEI

Figura 4. Emisiones de GEI, actividad del cual proviene, uso final y tipo de GEI emitido a la atmosfera en México. Fuente: Instituto Nacional de Ecología (INE), 2006.

4. Ciclo del Carbono

El ciclo del carbono (C) es la sucesión de transformaciones que sufre el carbono a lo largo del tiempo, por el cual el carbono se intercambia entre las diferentes capas de la Tierra como son: biosfera, litosfera, hidrosfera y atmósfera. Es un ciclo biogeoquímico de gran importancia para la regulación del clima de la Tierra, y en él se ven implicadas actividades básicas para el sostenimiento de la vida. El ciclo comprende dos procesos que se suceden a distintas velocidades:

1-

El ciclo lento o geológico

2-

El ciclo rápido o biológico.

Suele considerarse que este ciclo está constituido por cuatro reservorios principales de carbono interconectados por rutas de intercambio. Los reservorios son:

1. La atmósfera 2. La biosfera terrestre (que, por lo general, incluye sistemas de agua

1. La atmósfera

2. La biosfera terrestre (que, por lo general, incluye sistemas de agua dulce y material orgánico no vivo, como el carbono del suelo)

3. Los océanos (que incluye el carbono inorgánico disuelto, los organismos marítimos y la materia no viva)

4. Los sedimentos (que incluyen los combustibles fósiles)

Los movimientos anuales de carbono entre reservorios ocurren debido a varios procesos químicos, físicos, geológicos y biológicos. El océano contiene el fondo activo más grande de carbono cerca de la superficie de la Tierra, pero la parte del océano profundo no se intercambia rápidamente con la atmósfera.

Como se muestra en la Figura 6, el balance global es el equilibrio entre intercambios (ingresos y pérdidas) de carbono entre los reservorios o entre una ruta del ciclo específica (por ejemplo, atmósfera - biosfera). Un examen del balance de carbono de un fondo o reservorio puede proporcionar información sobre si funcionan como una fuente o un almacén para el dióxido de carbono.

El carbono (C) es el cuarto elemento más abundante en el Universo, después del hidrógeno (H), el helio (He) y el oxígeno (O). Es el pilar de la vida que conocemos. Existen básicamente dos formas de carbono: orgánica (presente en los organismos vivos y muertos, y en los descompuestos) y otra inorgánica, presente en las rocas.

La atmósfera, está constituida principalmente por: 78% de nitrógeno (N 2 ); 21% de oxigeno (O 2 ); 0.9% de argón (Ar); 0.06% de otros gases raros (helio, neón y xenón); 0.04% dióxido de carbono (CO 2 ). El ciclo de carbono funciona básicamente a través de la fotosíntesis, la respiración, las emisiones por quema de combustibles fósiles y fenómenos naturales como las erupciones volcánicas. El carbono es el responsable de la cantidad de CO 2 contenido en la atmósfera, ya que es el mecanismo que equilibra las cantidades de CO 2 presentes en los diferentes reservorios o almacenes en el planeta.

El ciclo del carbono inicia con la fijación de éste a través de los procesos de fotosíntesis realizadas por las plantas y algunos microorganismos. En este proceso, el carbono del CO 2 y el agua reaccionan para formar carbohidratos y liberan oxígeno en forma simultánea, que pasa a la atmósfera. Parte del carbohidrato se consume directamente para suministrar energía a la planta, y el anhídrido carbónico así

formado se libera a través de sus hojas y raíces. Otra parte es consumida por

formado se libera a través de sus hojas y raíces. Otra parte es consumida por los animales, que también respiran y liberan anhídrido carbónico. Las plantas y los animales mueren y son finalmente descompuestos por microorganismos del suelo, lo que provoca que el carbono de sus tejidos se oxide en anhídrido carbónico y regrese a la atmósfera (Smith et al., 1993). Las plantas leñosas o árboles guardan más y por mayor tiempo el carbono, en comparación con las hierbas y arbustos dada su longevidad y porte.

con las hierbas y arbustos dada su longevidad y porte. Figura 6. Ciclo del Carbono. Fuent

5. Emisiones de CO 2 en México

Durante el año 2000, México contribuyó con el 1.5 % de las emisiones anuales globales de GEI como lo muestra el Cuadro 2, ubicándose en la posición 13, de los 25 principales emisores, que contribuyen con casi un 80% de las emisiones de GEI, del mundo (WRI, 2007). Durante 1950-2000, México se encuentra en la posición 15

por emisiones derivadas de la quema de combustibles fósiles y de procesos industriales, de acuerdo

por emisiones derivadas de la quema de combustibles fósiles y de procesos industriales, de acuerdo al IPCC la categoría de fuente de emisión procesos industriales incluye la producción de cemento, metales, amoniaco, ácido nítrico y otras sustancias químicas, y la posición número 16 en deforestación. Dentro de este periodo la tercera parte de las emisiones mexicanas provinieron de la destrucción de bosques y selvas (WRI, 2007).

Cambia drásticamente si se consideran emisiones per cápita, donde México ocupa el lugar 93 en el 2000, con 6.4 toneladas de CO 2 por habitante (Cuadro 2), situándose un poco por debajo del promedio mundial, que fue de 6.55 toneladas por habitante.

Cuadro 2 Principales Emisores del CO 2 en el año 2000 (MtCO 2 e)

PRINCIPALES PAISES EMISIORES DE DIOXIDO DE CARBONO (CO 2 )

   

Emisiones de en el

     

Total de

 

% Total

% Total

Posición/

Emisiones

Rango

País

Mundial

tCO 2 e/hab

Mundial

   

2000

 

hab

1950-200

   

2000

 

1950-2000

     

(MtCO 2 e)

 

MtCO 2 e

 

1

E.E. U.U.

6,468.80

15.65

22.90

14

186,706.10

16.77

2

China

4,915.80

11.89

3.90

122

110,675.00

9.94

 

Unión

           

3

Europea

4,721.10

11.42

10.40

53

176,568.40

15.86

(25)

4

Indonesia

3,067.70

7.42

14.90

24

80,332.20

7.22

5

Brasil

2,221.50

5.37

12.80

35

68,388.80

6.14

13

México

622.60

1.51

6.40

93

13.693.1

1.23

 

Los

           

Primeros

32.854.3

79.71

924,320.20

84.16

25

 

Resto del

           

mundo

8.365.2

20.29

174,015.50

15.84

 

Mundial

41,219.50

100

6.55

 

1,098,335.70

100

Fuente : WRI, 2007

En la Figura 5 se muestran las emisiones de CO 2 por habitante en el mundo, los países que emiten una mayor cantidad se muestran más grandes

Figura 5. El tamaño del territorio muestra la proporción de emisiones del país de CO
Figura 5. El tamaño del territorio muestra la proporción de emisiones del país de CO

Figura 5. El tamaño del territorio muestra la proporción de emisiones del país de CO 2 por habitante en el año 2000. Fuente: www.worldmapper.org, mapa 295.

6. El papel del ser humano frente al cambio climático

Las condiciones extremas en el clima afectan la vida en el planeta. Dependiendo de la intensidad y la duración de una anomalía en la lluvia o la temperatura, así como del grado de vulnerabilidad de una sociedad y un ecosistema, los impactos del clima pueden variar de imperceptibles a catastróficos. Para entender el origen de muchos desastres naturales se debe tener en cuenta el factor de riesgo, como una combinación de la amenaza y de la vulnerabilidad (Magaña, et al., 2004).

La vulnerabilidad es la probabilidad de que una comunidad expuesta a una amenaza natural, pueda sufrir daños humanos y materiales según el grado de fragilidad de sus elementos: infraestructura, vivienda, actividades productivas, organización, sistemas de alerta y desarrollo político-institucional. La magnitud de esos daños, también está relacionada con el grado de vulnerabilidad. Esta condición no está

determinada por la posible ocurrencia de fenómenos peligrosos, sino por la forma en que las

determinada por la posible ocurrencia de fenómenos peligrosos, sino por la forma en que las sociedades se desarrollan, se preparan o no para enfrentar el riesgo o para recuperarse de los desastres. Es entonces una condición que se manifiesta durante

el desastre, cuando no se ha invertido suficiente en el diseño y la instrumentación de

medidas preventivas y se ha aceptado un nivel de riesgo demasiado elevado (Landa et al., en prensa).

La vulnerabilidad frente a la variabilidad natural del clima y a los efectos del cambio climático está relacionada con factores como el crecimiento poblacional, la pobreza,

las condiciones de salud pública, la proliferación de asentamientos en lugares de alto riesgo, la intensificación industrial, el deterioro y las carencias de infraestructura

o equipamiento territorial; y con los efectos locales acumulados por los procesos de deterioro ambiental (SEMARNAP, 2000; Tudela, 2004; Carabias y Landa, 2005).

6.1. Consecuencias del Cambio Climático

De acuerdo a los estudios sobre vulnerabilidad y a las predicciones hechas por los científicos, la intensificación del efecto invernadero y el fenómeno del Cambio Climático ocasionarán que regiones enteras ubicadas en las costas queden bajo el agua por una elevación del nivel del mar o afectadas por prolongadas sequías o lluvias torrenciales. Igualmente, grandes poblaciones de plantas y animales serían afectadas, modificando sus ubicaciones geográficas y modificando los balances respecto de otras especies.

Distintos estudios han revelado que, precisamente, algunas regiones, ecosistemas y sectores particulares de nuestro país son altamente susceptibles a los efectos negativos del Cambio Climático. Algunos estudios proyectan diversos impactos del cambio climático en territorio mexicano como se muestran en la Figura 7.

Figura 7. Impactos Previsibles del Cambio Climático en México 15

Figura 7. Impactos Previsibles del Cambio Climático en México

16
16
16
Fuente CICC, 2007 pp. 114-115 17
Fuente CICC, 2007 pp. 114-115 17
Fuente CICC, 2007 pp. 114-115
17
6.2. Acciones para mitigar el calentamiento global Ya conocemos las causas y consecuencias del calentamiento

6.2. Acciones para mitigar el calentamiento global

Ya conocemos las causas y consecuencias del calentamiento global, por lo cual tenemos que actuar, de lo contrario las generaciones futuras no serán capaces de solucionarlo. A partir de actividades cotidianas como transportarnos, asearnos, viajar, cocinar o comprar productos; en nuestra casa, trabajo, comunidad o escuela podemos iniciar actividades concretas para mejorar y hacer más eficientes el uso de materiales y energía. Para lograrlo necesitamos observar a nuestro alrededor e identificar alternativas menos dañinas al ambiente, cambiar conductas, reflexionar en nuestros hábitos de consumo, nuestras actitudes y tomar decisiones basadas en un uso sostenible de los recursos.

19
19
20
20
ACTIVIDAD ¿Conoces tus emisiones de carbono? Te invitamos a que calcules tus emisiones de carbono,

ACTIVIDAD

¿Conoces tus emisiones de carbono? Te invitamos a que calcules tus emisiones de carbono, las de tu familia e inclusive de toda tu escuela; visita la página y completa el formulario de http://www.calculatusemisiones.com/

Una vez que hayas calculado tus emisiones, realiza y ejecuta un plan de acción (puedes tomar las acciones anteriores u otras) y determina donde puedes reducir tus emisiones de carbono; vuelve a medir tus emisiones de carbono ¿Disminuyeron tus emisiones de carbono?

6.3.

Neutralización

Con neutralizar nos referimos a la compensación de las emisiones de gases contaminantes de las que somos responsables, es decir, equilibrar en este caso, las emisiones de CO 2 que generan actividades humanas específicas mediante alguna acción que garantice la absorción de CO 2 y su consiguiente desaparición de la atmósfera. En Reforestamos México neutralizamos a través de la conservación y restauración de ecosistemas forestales ya que éstos absorben y almacenan CO 2 eficazmente. El objetivo de los ejercicios de neutralizar, no sólo es asegurarnos de la captura de carbono correspondiente a nuestras emisiones, sino también contribuimos a la conservación de biodiversidad local, recarga de mantos acuíferos, evitamos la erosión del suelo y finalmente apoyamos a comunidades rurales a elevar su calidad de vida puesto que tu contribución en la adquisición de bonos de carbono forestales se dirige a estas comunidades. Así, los habitantes locales cuentan con un incentivo para mantener en pie el ecosistema forestal que poseen, manejarlo y hasta recuperarlo.

¿Qué es un inventario de carbono?

Es un documento que resulta de la identificación y contabilización de las emisiones de dióxido de carbono que genera una acción en específico. En éste podemos

encontrar tanto las fuentes emisoras como la cantidad que generaron cada una de ellas en

encontrar tanto las fuentes emisoras como la cantidad que generaron cada una de ellas en un tiempo en específico. Lo anterior nos permite elaborar un análisis completo de la situación en la que nos encontramos, conociendo el qué, cuándo y cuánto se generó.

Bonos de Carbono Forestal

Los árboles en su proceso de crecimiento, absorben y almacenan CO 2 . Con los adelantos científicos es posible conocer la cantidad de dióxido de carbono que absorbe un árbol en específico.

Ahora bien, para su fácil contabilización, cada tonelada de dióxido de carbono absorbida por el árbol, se convierte en un bono de carbono forestal que salen al mercado a determinado precio.

En México existen pocos proyectos de emisión de bonos de carbono. Destaca el pionero, con más de 10 años de experiencia práctica, el proyecto Scolel té, operado por Cooperativa AMBIO y ubicado en Chiapas y Oaxaca que ha beneficiado a más de 2,400 familias y conservado 7,500 hectáreas de selva y bosque de niebla.

Programa Carbono Neutral

de selva y bosque de niebla.  Programa Carbono Neutral Desarrollado por Reforestamos México, el Programa

Desarrollado por Reforestamos México, el Programa Carbono Neutral (PCN) es una herramienta para hacer frente al cambio climático de una manera tangible y concreta. Tiene el objetivo primordial de equilibrar las emisiones gases de efecto invernadero (GEI) que se generan al realizar actividades humanas, adquiriendo bonos de carbono forestal, mismos que garantizan la absorción y almacenamiento de CO 2 a través de la conservación y restauración de ecosistemas forestales en México.

La metodología del PCN nos permite conocer la cantidad de GEI que se generan en un tiempo y espacio determinado, identificar áreas de oportunidad para reducir las emisiones y finalmente eliminarlas de la atmósfera mediante la adquisición de bonos de carbono forestal. El PCN puede ser aplicado a distintas entidades como son

corporativos, escuelas, eventos, individuos y en general toda aquella actividad que por consumo energético, sea

corporativos, escuelas, eventos, individuos y en general toda aquella actividad que por consumo energético, sea responsable de emitir GEI a la atmósfera.

TIP

Te invitamos a que te unas al Programa Carbono Neutral para que neutralices tu contribución al cambio climático. Recuerda que todo aquello que consuma energía puede ser neutralizado: tu propia persona, tu casa, tu familia y hasta tu escuela.

Para más información escríbenos a cambioclimatico@reforestamosmexico.org o visita el artículo “Programa Carbono Neutral” en esta misma sección.

6.4. Las tres R´s

Las tres R’s son Reducir, Reutilizar y Reciclar (figura 8); estas son acciones que pueden ayudar a mitigar tus emisiones de carbono y conservar el ambiente.

a mitigar tus emisiones de carbono y conservar el ambiente. Figura 8 Las Tres R’s Reducir

Figura 8 Las Tres R’s

Reducir es la R más importante ya que es mejor prevenir, es decir, evitar generar residuos, evitando el consumo de productos innecesarios. No olvides que para

fabricar productos de todo tipo, necesitamos materias primas, agua, petróleo, energía, minerales, etc., que pueden

fabricar productos de todo tipo, necesitamos materias primas, agua, petróleo, energía, minerales, etc., que pueden agotarse o tardar muchísimo tiempo en renovarse. Para esto sigue las siguientes recomendaciones:

Consume solamente artículos útiles y necesarios.

Elige los productos con menos envoltorios ya que reduce el uso de productos tóxicos y contaminantes.

Reducir el uso en casa, de productos tóxicos y contaminantes, para contaminar menos nuestros ríos y mares.

Cuando compres lleva una bolsa de tela o el carrito.

Disminuye el uso de papel de aluminio.

Limita el consumo de productos de usar y tirar.

Reduce el consumo de energía y agua.

Reutilizar es emplear repetidamente o de diversas formas distintos productos consumibles. No debe descartarse aquello que puede ser usado otra vez ya que cuantos más objetos reutilicemos, menos productos (recursos) consumimos, más ahorramos y menos basura produciremos.

Compra líquidos en botellas de vidrio retornables.

Utiliza el papel por las dos caras.

Regala la ropa que te ha quedado pequeña o que ya no usas.

Utiliza tu creatividad y trata de darle un uso a los objetos que ya no utilices; así como reutilizar los materiales del cual están elaborados estos objetos en algo que te pueda servir como para decorar tu casa, emplearlo en la construcción de una barda o pared, e inclusive diseñar manualidades como bolsas, carteras, etc.,. Evitando así el consumo de materiales.

Reciclar es un proceso que consiste en someter de nuevo una materia o un producto ya utilizado a un ciclo de tratamiento total o parcial, para obtener una materia prima o un nuevo producto. Si no puedes reducir el consumo de algo en particular, ni tampoco reutilizarlo, entonces al comprarlo, ten en cuenta siempre que ese producto pueda reciclarse. Utiliza los residuos como materia prima para la elaboración de un

producto que puede ser igual o distinto al inicial. Puedes reciclar diferentes materiales u objetos

producto que puede ser igual o distinto al inicial. Puedes reciclar diferentes materiales u objetos como:

Materia orgánica (restos de comidas)

Papel y cartón

Vidrio

Metales (hojalata, aluminio, plomo, zinc y otros ferrosos)

Plásticos

Baterías

Aparatos electrónicos (celulares, computadoras, pantallas, televisores, radios, etcétera)

Los productos que se pueden reciclar traen consigo el símbolo del reciclaje que se muestra en la Figura 9

traen consigo el símbolo del reciclaje que se muestra en la Figura 9 Figura 9 Símbolo

Figura 9 Símbolo Internacional del Reciclaje

7. Huella ecológica

7. Huella ecológica La Huella Ecológica es un indicador que mide el área de tierra y

La Huella Ecológica es un indicador que mide el área de tierra y agua biológicamente productivas, requerida para producir los recursos que consume un individuo, una población o una actividad y para absorber los desechos que estos grupos o actividades generan, dadas las condiciones tecnológicas y de manejo de recursos prevalecientes. Esta área se expresa en hectáreas globales: hectáreas con productividad biológica promedio a nivel mundial.

La ventaja de la Huella Ecológica para entender la apropiación humana, está en aprovechar la habilidad para hacer comparaciones. Es posible comparar desde las emisiones de transportar un bien en particular, con la energía requerida para el producto sobre la misma escala.

La huella de un país incluye todas las tierras agropecuarias, de pastoreo y de bosques, y las zonas pesqueras requeridas para producir los alimentos, fibras y maderas que ese país consume; para absorber los desechos emitidos por la generación de energía que utiliza; y para proporcionar espacio para su infraestructura.

La biocapacidad es una medida de la habilidad de la disponibilidad terrestre y acuática para proveer servicios ecológicos, y es expresada en hectáreas globales. Es un agregado de la cantidad de tierra disponible, ponderada por la productividad de la tierra. Representa la capacidad de la biosfera de producir cultivos, ganado (pastura), productos de madera (bosque) y pescado, así como la capacidad de retener residuos como el dióxido de carbono (CO 2 ). También incluye cuánto de su capacidad de regenerar es ocupada por la infraestructura (superficie-construida).

En el Cuadro 3 se muestran algunos ejemplos de la huella ecológica y biocapacidad de los países con mayor déficit y huella ecológica a nivel mundial.

Cuadro 3 Huella Ecológica y biocapacidad, a nivel mundial generada en el año 2008.  

Cuadro 3 Huella Ecológica y biocapacidad, a nivel mundial generada en el año 2008.

 

HUELLA ECOLÓGICA Y BIOCAPACIDAD A NIVEL MUNDIAL

 
         

Posición

 

(Déficit)

o

Posición

a

Huella

a

nivel

 

Población

Biocapacidad

Reserva/

 

nivel Mundial

País

(millones) 1

Ecológica

Total (ha)

Ecológico(a)

Mundial

en

Huella

 

Total (ha)

en Déficit

   

(ha)

 

ecológica

 
 

ecológico

   

Emiratos

Árabes

           

Unidos

4.5

9.5

1.1

(8.4)

1

1

Kuwait

2.7

8.9

0.5

(8.4)

2

4

Israel

6.7

4.8

0.4

(4.4)

3

17

Estados Unidos de América

298.2

9.4

5.0

(4.4)

4

2

España

43.1

5.7

1.3

(4.4)

5

10

Japón

128.1

4.9

0.6

(4.3)

6

16

México

107.0

3.4

1.7

(1.7)

19

27

Promedio Mundial

6,476

2.7

2.1

(0.6)

29

29

Fuente Información obtenida de: The Ecological Footprint Atlas 2008, www.footprintnetwork.org/atlas

Cinco factores determinan el grado de exceso global o, para las naciones, su déficit ecológico. Tres de estos factores conforman la huella ecológica, o la demanda sobre la biocapacidad, los cuales son: el tamaño de la población, el consumo promedio por persona de esa población y la intensidad promedio de la huella por unidad de consumo; el área bioproductiva y bioproductividad determinan la biocapacidad, como se muestra en la Figura 10.

Figura 10 . Cálculo de Huella Ecológica, y biocapacidad y exceso Fuente: INFORME PLANETA VIVO
Figura 10 . Cálculo de Huella Ecológica, y biocapacidad y exceso Fuente: INFORME PLANETA VIVO

Figura 10. Cálculo de Huella Ecológica, y biocapacidad y exceso Fuente: INFORME PLANETA VIVO 2006, pp 21

A continuación se explica a detalle cada uno de los cinco factores que determinan la Huella Ecológica y la biocapacidad:

1. Población. El aumento en la población se puede disminuir y eventualmente revertir, brindando apoyo a las familias en la decisión de tener un menor número de hijos. Tres maneras de alcanzar esta meta, que han probado ser efectivas, es ofrecer a las mujeres el acceso a una mejor educación, a buenas oportunidades económicas y a los servicios de salud.

2. Consumo de bienes y servicios por persona. El potencial para reducir el consumo depende en parte de la situación económica de cada individuo. Si bien es cierto que las personas que viven por debajo o justo en el nivel de subsistencia necesitan aumentar su consumo para salir de la pobreza, las

personas de mayores ingresos pueden reducir su consumo y aún así mejorar su calidad de

personas de mayores ingresos pueden reducir su consumo y aún así mejorar su calidad de vida.

3. Intensidad de la huella. Se puede reducir significativamente la intensidad de la huella: la cantidad de recursos utilizados en la producción de bienes y servicios. Esto se logra de muchas maneras: desde una mayor eficiencia energética en la industria y en el hogar, pasando por la minimización de los desechos y el incremento del reciclaje y la reutilización, hasta el uso de vehículos eficientes en el consumo de combustibles y la reducción de la distancia requerida para transportar muchos bienes. De hecho el comercio y la industria sí acatan las políticas gubernamentales que promueven la eficiencia en la utilización de los recursos y las innovaciones tecnológicas, cuando estas políticas son claras y de largo plazo, y también cuando existe la presión por parte de los consumidores. Otros dos factores determinan la biocapacidad o la oferta: la cantidad de área biológicamente productiva disponible y la productividad o el rendimiento de esa área.

4. Área bioproductiva. Se puede extender el área bioproductiva: se pueden restaurar las tierras degradadas mediante un manejo cuidadoso. Históricamente ha tenido éxito el uso de terrazas; también el riego puede aumentar la productividad de las tierras marginales, aunque no persistan las ganancias. Sobre todo, un buen manejo de la tierra puede asegurar que no se reduzcan las áreas bioproductivas, las cuales se están perdiendo debido a la urbanización, la salinización o la desertificación.

5. Bioproductividad por hectárea. Depende tanto del tipo de ecosistema como de la manera en que éste es manejado. Las tecnologías agrícolas pueden disparar la productividad, pero también pueden disminuir la biodiversidad. La agricultura intensiva en el uso de energía y que depende de un alto nivel de fertilizantes, puede aumentar los rendimientos pero a expensas de una mayor huella asociada con el aumento en los insumos y un empobrecimiento tal de los suelos que en últimas comiencen a decaer los rendimientos.

TIP El aumento de la población mundial, en el año 2008, alcanzó la cantidad de

TIP

El aumento de la población mundial, en el año 2008, alcanzó la cantidad de 6,478 millones de habitantes (FAO, 2008). Un ciudadano promedio tiene una huella ecológica de 2.7 hectáreas, superficie que se requiere para producir lo que consume cada año y posteriormente la que requiere para depositar los residuos. La biocapacidad de la Tierra es de 2.1 ha por habitante, esto es un 29% más que la capacidad de la Tierra. Por lo que actualmente hemos sobrepasado la capacidad del planeta, es decir, requerimos de 1.3 planetas Tierra, para poder cubrir nuestras necesidades (The Ecological Footprint Atlas, 2008).

El 80 % de las personas en el mundo viven en países “Deudores ecológicos”, que sus residentes usan más servicios ambientales de los que los ecosistemas dentro de sus fronteras pueden proveer. Estos países dependen de la biocapacidad de países “Prestamistas ecológicos”, cuya biocapacidad excede su demanda total.

En la Figura 11 se muestra la huella ecológica de México en relación a la disponibilidad de biocapacidad a escala nacional, en rojo se muestran los países que son “Deudores ecológicos” y en verde se encuentran los países que son “Prestamistas ecológicos”; dependiendo del grado de intensidad de color de cada país tiene más déficit (deudores ecológicos) o reserva (prestamistas ecológicos) dependiendo el caso.

La presión de los humanos en el ambiente continua creciendo, una estrategia benéfica para las naciones es fortalecer las reservas de sus recursos y minimizar su déficit ecológico.

Figura 11 : Países deudores y prestamistas Ecológicos en 2008Fuente Global Footprint Network annual report
Figura 11 : Países deudores y prestamistas Ecológicos en 2008Fuente Global Footprint Network annual report

Figura 11: Países deudores y prestamistas Ecológicos en 2008Fuente Global Footprint Network annual report 2008, pp. 3

Como se muestra en la Figura 12, el último dato de Global Foorprint Network muestra que la Huella Ecológica de la humanidad a mediados de la década del 2030’s será de dos planetas para mantener nuestra demanda.

Ecológica de la humanidad a mediados de la década del 2030’s será de dos planetas para

31

Figura 12 Huella Ecológica de la humanidad Fuente Global Footprint Network report 2008, pp 4

Figura 12 Huella Ecológica de la humanidad Fuente Global Footprint Network report 2008, pp 4

ACTIVIDAD Calcula la Huella ecológica de tu grupo, para ello visita la página
ACTIVIDAD
Calcula la Huella
ecológica
de
tu
grupo,
para
ello
visita
la página
http://www.footprintnetwork.org/en/index.php/GFN/page/personal_footprint/, y calcula la
huella ecológica de cada uno de los alumnos de tu grupo y elabora un promedio de las
hectáreas ¿La huella ecológica de tu grupo es más grande que la de promedio de México o es
más que la del Promedio Mundial y por qué?¿El grupo tiene un déficit o un exceso ecológico
con respecto al mundo y a México y por qué?¿Si todos fuéramos como en tu grupo, cuántos
Planetas Tierra necesitaremos para satisfacer nuestras necesidades?

8. Carta de la Tierra

La "Iniciativa de la Carta de la Tierra" es una red global de personas, organizaciones

e

instituciones que participan en la promoción y en la implementación de los valores

y

los principios de la Carta de la Tierra.

La Iniciativa representa un amplio esfuerzo voluntario de la sociedad civil. Entre los participantes se incluyen destacadas instituciones internacionales, gobiernos nacionales y sus agencias, asociaciones universitarias, organizaciones no gubernamentales y grupos comunitarios, gobiernos locales, grupos ecuménicos, escuelas y negocios, al igual que miles de personas a nivel individual. Este documento es una declaración de principios fundamentales que tiene el propósito de formar una sociedad justa, sustentable y pacífica.

El gobierno mexicano declaró su apoyo durante la Cumbre Mundial de Desarrollo Sustentable, celebrada en Johannesburgo, Sudáfrica, para lo cual México constituye el Comité Nacional para la Carta de la Tierra. Actualmente, el Instituto Nacional de Ecología (INE) y la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) promueven y coordinan reuniones de trabajo sobre el tema de la educación ambiental y su incorporación al sistema educativo nacional.

El sistema educativo nacional está regido por el artículo 3 de la Constitución y por la Ley General de Educación (13 de julio de 1993). La Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, en su artículo 39, establece que “Las

autoridades competentes promoverán la incorporación de contenidos ecológicos en los diversos cursos educativos,

autoridades competentes promoverán la incorporación de contenidos ecológicos en los diversos cursos educativos, especialmente en el nivel básico, así como en la

juventud”.

formación

cultural

de

la

niñez

y

la

La Secretaría de Educación Pública ha comenzado su labor de incorporar la Carta de la Tierra a los programas de estudio de los diferentes niveles. Así como en los procesos de capacitación de docentes.

TIP

En el anexo 1 podrás encontrar una dinámica con la temática. Carta de la Tierra. Para desarrollar la actividad de la Carta de la Tierra te recomendamos utilizar materiales de reciclaje o de reuso. Puedes adecuar cada actividad del rally a tus necesidades y tipo de población.

9. Referencias

9. Referencias Aguilar, A. G. (2004). Los asentamientos humanos y el cambio climático global . En

Aguilar, A. G. (2004). Los asentamientos humanos y el cambio climático global.

En Martínez, J. y A. Fernández Bremauntz (comps.), Cambio Climático: una visión

desde México. Instituto Nacional de Ecología y Secretaría de Medio Ambiente y

Recursos Naturales, México, p. 267-278.

Arriaga, L. y L. Gómez. (2004). Posibles efectos del cambio climático en algunos

componentes de la biodiversidad de México. En Martínez, J. y A. Fernández

Bremauntz (comps.), Cambio Climático: una visión desde México. Instituto Nacional

de Ecología y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, México, p. 255-

265.

Carabias, J. y R. Landa. (2005). Agua, Medio Ambiente y Sociedad. Hacia la

gestión integral de los recursos hídricos en México. El Colegio de México, UNAM,

Fundación Gonzalo Río-Arronte. México.

CICC. (2007) Estrategia Nacional de Cambio Climático, Comisión Intersecretarial

del Cambio Climático, SEMARNAT; México D.F., pp. 157, 110-115.

CMNUCC. (1992). Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio

Climático,

Nueva

York.

Naciones

Unidas,

artículo

1.,

Definiciones,

Conde, C., R. M. Ferrer, C. Gay y R. Araujo. (2004). Impactos del cambio

climático en la agricultura de México. En Martínez, J. y A. Fernández Bremauntz

(comps.), Cambio Climático: una visión desde México. Instituto Nacional de Ecología

y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, México, p. 227-238.

Gallegos A. (2004). Clima oceánico: los mares mexicanos. En Martínez, J. y A.

Fernández Bremauntz (comps.), Cambio Climático: una visión desde México.

Instituto Nacional de Ecología y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos

Naturales, México, p. 41-51.

GEO 4. (2007). Global Enviroment Outlook, Perspectivas de Medio Ambiente Mundial , Programa de las

GEO 4. (2007). Global Enviroment Outlook, Perspectivas de Medio Ambiente Mundial, Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, Glosario.

http://www.pnuma.org/GEO4/

Goldammer, J. G. y C. Price. (1998). Potential impacts of climate change on fire

regimes in the tropics based on Magic and GISS-GCM Derived Lightening Model.

Climate Change, vol. 39, p. 273-296.

INE. (1995). Estudio de País: México ante el cambio climático. Informe Técnico.

México: U.S. Country Studies Program Support for Climate Change Studies. Centro

de Estudios de la Atmósfera, UNAM, México.

INE. (2006). Inventario Nacional de Emisiones de Gases de Efecto Invernadero

1990-2002. Instituto Nacional de Ecología y Secretaría de Medio Ambiente y

Recursos Naturales, México.

IPCC. (2001). Third Assessment Report: Climate Change 2001, Cambridge

University Press, Reino Unido.

IPCC. (2007). Cambio Climático 2007: Informe de síntesis. Contribución de los

Grupos de trabajo I, II y III al Cuarto Informe de evaluación del Grupo

Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático [Equipo de redacción

principal: Pachauri, R.K. y Reisinger, A. (directores de la publicación)]. IPCC,

Ginebra, Suiza, pp.104.

IPCC. (2007). Summary for Policymakers. In: Climate Change 2007: The Physical

Science Basis. Contribution of Working Group I to the Fourth Assessment Report of

the Intergovernmental Panel on Climate Change [Solomon, S., D. Qin, M. Manning,

Zenhen, M. Marquis, K.B. Averyt, M.Tignor and H.L. Miller (eds.)]. Cambridge

University Press, Cambridge, United Kingdom and New York, NY, USA.

Jaramillo, Víctor J. (2004). "El Ciclo Global Del Carbono", En Cambio Climático:

Una Visión Desde México, México, INE, pp. 81.

Kirby, A. ( 2008). Kick the Habit A guide to Climate Neutrality UNEP pp. 20-21

Kirby, A. (2008). Kick the Habit A guide to Climate Neutrality UNEP pp. 20-21 Landa, R., C. Neri y V. Magaña (en prensa). Vulnerabilidad y adaptación en la gestión del agua, un enfoque adaptativo. Centro de Ciencias de la Atmósfera, UNAM. México.

Magaña, Méndez, Morales y Millán. (2004). Consecuencias Presentes y Futuras de la Variabilidad y El Cambio Climático En México”, En Cambio Climático, Una Visión Desde México, México, INE. Magaña, V., C. Conde, O. Sánchez y C. Gay. (1997). Assessment of current and future regional climate scenarios. Climate Research, vol. 9, p. 107-114.

Mendoza, V. M., E. E. Villanueva y L. E. Maderey. (2004). Vulnerabilidad de las zonas hidrológicas de México ante el cambio climático. En Martínez, J. y A. Fernández Bremauntz (comps.), Cambio Climático: una visión desde México. Instituto Nacional de Ecología y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, México, p. 215-226.

Ruiz Suárez, Luis G. Y Cruz Núñez, Xóchitl. (2004). "Los Gases De Efecto Invernadero y Sus Emisiones En México", En Cambio Climático: Una Visión Desde México, México, INE, pp. 112.

Sánchez, M. T. (2004). Evaluación de la vulnerabilidad en zonas industriales. En Martínez, J. y A. Fernández Bremauntz (comps.), Cambio Climático: una visión desde México. Instituto Nacional de Ecología y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, México, pp. 291-302.

SEMARNAP, 2000. La Gestión Ambiental en México. Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca. México.

Townsend Peterson, et. al. (2002). Future projections for Mexican faunas under climate change scenarios. Nature, 416: 626-629.

Tudela, F. (2004). Los síndromes de la insustentabilidad del desarrollo. El caso de México. Comisión

Tudela, F. (2004). Los síndromes de la insustentabilidad del desarrollo. El caso de México. Comisión Económica para América Latina y el Caribe. CEPAL. Santiago, Chile.

Villers, L. e I. Trejo, 1998. Impact of climate change on Mexican forests and Natural Protected Areas. Global Environmental Change, vol. 8, no. 2, p. 141-157.

Villers y Trejo. (2004). Evaluación de la vulnerabilidad en los sistemas forestales. En Martínez, J. y A. Fernández Bremauntz (comps.), Cambio Climático: una visión desde México. Instituto Nacional de Ecología y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, México, pp. 239-254.

WRI. (2007). Climate Analysis Indicator Tool (CAIT), version 4.0. Instituto de Recursos Mundiales. Washington, D.C., E.U.A. http://cait.wri.org/cait.php

www.worldmapper.org, Mapa 295, Emisiones de Carbono por año. En esta página puedes encontrar una colección de mapas del mundo, donde los territorios son redimensionados en cada mapa de acuerdo al tema de interés. Consultado el

2009/09/21

http://reciclayuda.blogspot.com/2007/11/las-tres-r-reducir-reutilizar-y.html En este blog, Tu basura, Tu Ayuda; puedes encontrar información acerca de las tres R’s, Publicado el 13 de noviembre de 2007 y el manejo integral de los residuos sólidos. Consultado e [2009-12-02

http://www.ciclodelcarbono.com/ En esta página puedes encontrar todo acerca del ciclo del carbono en la atmósfera, en los océanos, en la biosfera. Consultado el

2009/09/21

http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/ref/cpeum.htm En esta página puedes encontrar las leyes vigentes de México. Consultado el 2009-12-07

http://www.earthcharterinaction.org/contenido En esta página puedes encontrar

una red global y

información de La "Iniciativa de la Carta de la Tierra", la cual es

diversa de personas, organizaciones e instituciones que participan en la promoción y en la implementación

diversa de personas, organizaciones e instituciones que participan en la promoción y en la implementación de los valores y los principios de la Carta de la Tierra. Consultado el 2009-12-07

ANEXOS 39

ANEXOS

ANEXO 1

ANEXO 1 DINAMICA CARTA DE LA TIERRA Dinámica Rally: La Carta de la Tierra Objetivos Requerimientos

DINAMICA CARTA DE LA TIERRA

Dinámica

Rally: La Carta de la Tierra

Objetivos

Requerimientos

Dar a conocer los principios de la Carta de la Tierra.

Duración: 60-90 minutos Grupo: De 30 a 40 participantes Materiales: para 40 participantes 20 rotafolios, 100-200 corcholatas, micas, lana o mecate, envases, hojas tamaño carta, 5 libretitas, 8 lápices o plumas. Espacio: Salón de clases y patio escolar. Conceptos clave: La Carta de la Tierra, principios, valores, orgánico, inorgánico, recursos naturales, las 3 R´s.

Promover el cuestionamiento de los participantes acerca de su relación con el entorno.

Favorecer el trabajo en equipo y la participación.

Actividad: Mediante un rally los participantes irán conociendo qué es la Carta de la Tierra y sus principios.

Información: ¿Qué es la Carta de la Tierra? La Carta de la Tierra es una declaración de principios fundamentales para construcción global en el siglo XXI, justa, sostenible y pacífica. Busca inspirar en todos los pueblos un nuevo sentido de interdependencia y responsabilidad compartida por el bienestar de la familia humana y del mundo en general. Nos ayuda a promover valores y principios de paz, equidad, justicia, respeto, amor y compasión a los derechos humanos y a las distintas formas de vida.

Preparación

En el rally hay 10 pistas diferentes correspondientes a los 10 principios básicos que constituyen la Carta de la Tierra. El facilitador tendrá que preparar los 10 materiales para cada una de las pistas. Es importante que en cada una de las pistas haya un sobre (hecho

con la mitad de un rotafolio) con el nombre del principio correspondiente y en su

con la mitad de un rotafolio) con el nombre del principio correspondiente y en su interior una tarjeta con las indicaciones sobre qué hacer en esa pista. Hacer 5 banderas, una por equipo (tierra, agua, aire, flora y fauna), y 5 sobres para que los participantes puedan guardar sus fichas. El facilitador diseñará 10 tarjetas donde escribirá los 10 principios (con sus incisos correspondientes) que se utilizarán al final de la actividad. Antes de comenzar la actividad, es necesario que el encargado coloque las 10 pistas en su lugar en el patio escolar. Se recomienda que se haga en un círculo de mediano tamaño para que el facilitador pueda ver los equipos en todo momento.

Los 10 Principios y sus actividades

1.

Conoce, respeta y protege a seres humanos, animales y a las plantas.

En un huacal se colocan diferentes envases (PET, latas de aluminio, cajas de cartón, etc.) y en cada uno de estos envases habrá uno o varios papelitos, los cuales estarán enmicados y amarrados al envase con un trozo de mecate o lana. Los papelitos serán de tres tipos:

En blanco, sin mensaje.

Con un mensaje de cuidado y respeto por el ambiente: regar las plantas, recoger la basura, etc.

Con un mensaje negativo y contrario al cuidado y protección del ambiente: comprar animales en peligro de extinción, dejar las luces de la casa prendidas, etc. En esta actividad, los participantes tendrán que encontrar 5 acciones que promuevan el cuidado, amor, respeto y protección por todos los seres vivos. El secretario del equipo tendrá que escribirlo en su libreta.

2.

Cuida y ama a los seres vivos.

Los participantes tendrán que resolver un acertijo numerado el cual hace referencia a este principio. Además tendrán una pregunta después del acertijo: enumerar tres acciones que tú puedas hacer en tu vida cotidiana para cumplir con lo que dice el acertijo. El secretario escribirá en la libreta tanto el acertijo resuelto como las respuestas a la pregunta.

3.

Disfruta y utiliza con responsabilidad lo que la naturaleza nos ofrece, porque todos tenemos derecho a ello.

En esta actividad los participantes tendrán que resolver una sopa de letras en la que

En esta actividad los participantes tendrán que resolver una sopa de letras en la que aparecen conceptos como: recursos naturales, agua, aire, suelo, plantas, etc. El facilitador diseñará la sopa de letras con dichos conceptos y hará copias para cada equipo.

4.

Mantén limpio el lugar donde vives y evita ensuciar el planeta.

Los participantes separarán residuos orgánicos e inorgánicos. En lugar de

trabajar con residuos reales lo harán con fotografías de los mismos. El facilitador realizará fotos de ambos tipos de residuos, las cuales se enmicarán para evitar su deterioro. Además se dibujarán 2 botes de basura sobre un rotafolio o papel cascarón, cada uno referente a cada tipo de residuo.

5.

Aprende más sobre el lugar donde vives.

Se propone que los participantes armen un rompecabezas de algún lugar de interés ambiental o cultural del sitio donde vive, puede ser un mapa o foto de un jardín botánico, reserva natural, danza, etc. Para ello el facilitador se

encargará de buscar la imagen, dividirla en las piezas y enmicarlas para evitar su deterioro.

6.

Todos necesitamos lo básico para vivir diariamente.

Es importante promover el cuestionamiento de los niños acerca de qué es realmente necesario para vivir, ya que en la sociedad actual consumimos muchas cosas que no necesitamos. El facilitador diseñará varias tarjetas con imágenes fotográficas, dibujos u otros materiales que representen “cosas” que son necesarias para vivir y

otras que no lo son. Los participantes tendrán que elegir aquellas cosas que son realmente necesarios.

7.

Todos los niños y niñas somos igualmente importantes.

Los participantes tendrán que colocar sobre un mapa del mundo imágenes de niños y niñas de diferentes regiones del planeta. El facilitador preparará estás imágenes donde puedan apreciarse las vestimentas, juegos y costumbres de niños y niñas de diferentes partes del mundo.

8.

Los niños y las niñas tenemos derecho a ser respetados y cuidados sin importar como somos.

Se pedirá a los participantes que inventen una canción que haga referencia a este derecho.

Se pedirá a los participantes que inventen una canción que haga referencia a este derecho. El facilitador puede tener preparadas maracas (latas rellenas de piedras o frijoles) u otros instrumentos que puedan servir a los participantes para poner música a su canción.

9.

¡Di sí a la paz y no a la guerra!

Los niños y niñas del equipo han de armar una adivinanza que haga referencia a este principio y que sea lo más difícil posible para que el

facilitador no la pueda adivinar.

10.

Estudia con interés todo lo que te ayude a conocer mejor a los seres

humanos y a todos los elementos de nuestro planeta y a convivir mejor con ellos. Cada participante tendrá que encontrar un compañero de su equipo o salón de clase que tenga el mismo color favorito que él o ella, otro compañero que cumpla años en el mismo mes y otro que tenga el mismo color de ojos. Estas preguntas son tan sólo una sugerencia ya que el facilitador de la actividad podrá modificarlas según su criterio.

Desarrollo de la actividad

En el salón de clase, antes de comenzar el rally es necesario dividir a los participantes en 5 grupos, los cuales pueden llamarse agua, tierra, aire, flora y fauna, en referencia a los recursos naturales de nuestra madre Tierra. Se les pide a los participantes que, por equipos, elijan un encargado de la bandera, un representante, un contador (que guardará las fichas de equipo), un secretario y un lector. Cuando hayan elegido los roles se reparten los materiales por equipos:

Bandera: bandera de su equipo. Contador: sobre donde irá guardando sus fichas. Secretario: libretita y pluma. El encargado de la actividad explicará a los participantes cómo vamos a trabajar durante los próximos 40 minutos. Vamos a hacer un rally con 10 pistas, en cada una de las cuales se realizarán diferentes actividades. Comenzarán por una de las pistas y al acabar han de llamar al facilitador para que el verifique si lo hicieron bien y este les entregará el número de fichas correspondientes. Después el facilitador hará sonar el silbato y tendrá

que pasar a la siguiente pista. A continuación vamos al patio donde el facilitador ya

que pasar a la siguiente pista. A continuación vamos al patio donde el facilitador ya ha preparado el rally con las 10 pistas. Pedimos a los equipos que se coloquen uno en cada pista y comenzamos. El facilitador tendrá que comprobar que los equipos hicieron bien su actividad, les entregará las corcholatas correspondientes y cuando todos hayan acabado o haya trascurrido el tiempo que el promotor considere oportuno, hará sonar el silbato y todos cambiarán de pista. Cuando todos los equipos hayan pasado por todas las pistas o el tiempo destinado para la actividad, regresan todos juntos al salón de clase donde se hará el cierre de la actividad. Este es el momento en que se les presenta a los niños la Carta de la Tierra, ya que aún no se les ha platicado de ella. Se les pregunta si la conocen y si saben de qué se trata. Se les explica qué es y se les muestra un ejemplar. A continuación se les entregan las tarjetas donde aparecen escritos los 10 principios de la Carta de la Tierra a diferentes participantes y se pide a quien tenga el principio 1 que lo lea. Es importante que el facilitador promueva la participación de los participantes preguntándoles ¿Cuál de las actividades del rally corresponde a ese principio? ¿Qué podríamos hacer nosotros para cumplir ese principio? Se hace de igual manera con el resto de los principios. Si se está llevando a cabo un conteo, este es el momento de sumar o restar puntos al equipo en función de su participación, respeto y trabajo en equipo. Cuando se hayan leído los 10 principios se da por finalizada la actividad comentando a los participantes de la importancia de tener una Carta de la Tierra, y que ahora ellos tienen la capacidad de elegir entre dar a conocer dicha Carta y actuar en coherencia con la misma, u olvidarse de ella como si nunca hubieran oído nada al respecto. Por último pedir a los participantes que se den un fuerte aplauso por lo bien que trabajaron en el día.