Está en la página 1de 2

La hipoteca multidivisas.

Un antídoto contra las subidas de los tipos de


interés

Lahipoteca multidivisases un préstamo hipotecario que se puede contratar con


varias monedas extranjeras (francos suizos y yenes son las monedas más frecuentes).

¿Qué interés tiene para una persona el contratar su hipoteca en moneda extranjera? El
truco está en que estas monedas (u otras) suelen tener tipos de interés mucho más
bajos que el actual tipo europeo (supera el 4%), por lo que, cuando seleccionemos la
moneda en la que queremos materializar nuestra compra del piso, tendremos que ver
cuales son las más estables para así aprovecharnos de los bajos tipos de interés que
puedan llegar a tener.

Podemos elegir entre el yen japonés, el franco suizo, el dólar USA, el dólar
australiano, libra esterlina,dólar neocelandés, y nuestro euro. Una buena idea es repartir
el riesgo entre varias divisas y así “no pondremos todos los huevos en la misma cesta”
en el caso probable de que en alguno de estos países se suba el interés de manera
inesperada y se incremente de manera repentina nuestra cuota a pagar cada mes.

El índice de referencia que tendremos que controlar es el Libor (London Interbank


Offered Rate) y no el euribor. Este indicador sirve para controlar los tipos de interés que
son oficiales en cada país. Por ello, sería una buena ideay también aconsejable acudir
aun servicio especializado de profesionales que se encarguen de hacer un seguimiento
continuo de nuestras divisas elegidas.

Antes de explicaros cuáles son los puntos positivosde este productohay que diferenciar
bien entre la hipoteca multidivisa y la hipoteca en divisas. Esta última no tiene la
posibilidad de jugar con varias monedas de otros países y siempre trabajaremos con el
euro. Si, por ejemplo, quisiéramos cambiar tendríamos que cancelar la hipoteca y firma
otra nueva.

¿Y cuales son los consejospara pagar fácilmente nuestra cuota cada mes?

Si ya estamos decidimosa hablar con nuestro banco sobre esta hipoteca, sería
aconsejable abrir una cuenta multidivisa. Por un lado tendremos un stock de monedas
compradas con antelación a buen precio y las guardaremos para cuando las necesitemos,
y por otra parte controlaremos el valor de la moneda que vamos aadquirir, sin aceptar en
el futuro el precio al que nos la venda nuestra banco.

Además, antes de contratar con el banco elegido tenemos que comparar las comisiones
de cambio de una divisaa otra en las sucursales, pues en algunos bancos el cambio es
más caro que en otras y con cantidad tan altas podemos estar hablando de mucho
dinero.

También sería buena idea comparar las condiciones entre varias sucursales ya que
puede que cada una nos oferte algo diferente. Ya sabemos que los comerciales de los
bancos tienen unos mínimos y máximospara negociar. Otra idea sería que nos dieran un
presupuesto en cada sucursal aunque a veces si te toman los datos luego no te hacen el
presupuesto en otra sucursal del grupo que no sea la primera a la que acudiste.
Llegados a este punto y si aún os encontráis leyendo estas líneas significa que os
gustaría saber que os ofrece este producto. Pues bien, lo más importante es pagar
menos intereses por nuestra hipoteca y para ello hay dos vías: por una parte podemos
cambiar trimestralmente la moneda extranjera elegida y por otra podemos contratar
un seguro para asegurar el tipo de cambio, valga la redundancia, vigente en el día en
que vayamos a contratar. Esto se hace para prevenirnos de una posible subida antes de
realizar dicho cambio.

A diferencia de otras hipotecas, solo nos financia hasta el 80% del valor del tasación,
por lo que no penséis en ella si vamos muy justos para compraros vuestros pisos.
Tendréis que tener dinero para pagar el dinero al notario, IVA, etc.

Es una opción arriesgada y por eso se lo recomendamos a personas que tengan


conocimientos medios financieros y puedan comprender como funciona y se mueve este
mundo. Eso sí, si lo utilizas correctamente podrás ahorrarte hasta un 40% de tu cuota
mensual actual.

Por este riesgo, sólo algunos bancos te ofrecen este producto entre otros Caixa
catalunya, Bancaja, Bankinter y Barclays.