Está en la página 1de 109
U U N N I I V V E E R R S S I
U U N N I I V V E E R R S S I
U U N N I I V V E E R R S S I
U U N N I I V V E E R R S S I

UUNNIIVVEERRSSIIDDAADDNNAACCIIOONNAALLAAUUTTOONNOOMMAA DDEENNIICCAARRAAGGUUAA UUNNAANN--MMAANNAAGGUUAA RREECCIINNTTOO UUNNIIVVEERRSSIITTAARRIIOORRUUBBEENNDDAARRIIOOFFAACCUULLTTAADDDDEEHHUUMMAANNIIDDAADDEESS YYCCIIEENNCCIIAASS JJUURRIIDDIICCAASS DDEEPPAARRTTAAMMEENNTTOO DDEEHHIISSTTOORRIIAA

M M E E N N T T O O D D E E H H

CCAARRRREERRAADDEEHHIISSTTOORRIIAA CCOONNOORRIIEENNTTAACCIIÓÓNN EENNAARRQQUUEELLOOGGÍÍAA

Ó Ó N N E E N N A A R R Q Q U U

Colección de referencia fauna (Zorro cola pelada.)

EESSTTUUDDIIOODDEE LLAAFFAAUUNNAADDEELL SSIITTIIOO AARRQQUUEEOOLLOOGGIICCOO DDEENNEEJJAAPPAA

TTRRAABBAAJJOO MMOONNOOGGRRAAFFÍÍCCOO PPRREESSEENNTTAADDOO PPAARRAAOOPPTTAARRAALLTTIITTUULLOO DDEE LLIICCEENNCCIIAADDOO EENN HHIISSTTOORRIIAACCOONN OORRIIEENNTTAACCIIÓÓNN EENN AARRQQUUEEOOLLOOGGÍÍAA

AAuuttoorr::

BBrr YYaammiill AA SSeerrrraannoo RRoommeerroo

TTuuttoorr::

LLiicc LLeeoonnaarrddoo LLeecchhaaddoo RR

MMAANNAAGGUUAA,,NNIICCAARRAAGGUUAA,,22000099

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

EEssttee eessffuueerrzzoo ffuuee rreeaalliizzaaddoo eennssaalluuddoo yy ccoonnmmeemmoorraacciióónnaall

XXXXXXAANNIIVVEERRSSAARRIIOODDEELLAARREEVVOOLLUUCCIIOONN PPOOPPUULLAARR SSAANNDDIINNIISSTTAA

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

22

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

DDEEDDIICCAATTOORRIIAA

Este trabajo está dedicado a mí familia, muy especialmente y de todo corazón, a mí madre Dora Gladys Romero Robleto, ya que sin la ayuda, cariño y el apoyo incondicio nal de ella (quien día a día me animó), la culminación de mí carrera no hubiese sido posible; también agradezco a mis hermanos, en especial Jeffry E. Cruz Romero y Vladimir Cruz Romero, a mí padre José A. Serrano Carrillo.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

33

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

AAGGRRAADDEECCIIMMIIEENNTTOOSS

Primeramente quiero agradecer a Dios por haberme dado la vida, la salud y la fuerza para obtener el conocimiento suficiente que me permitiese poder culminar este trabajo Monográfico, a todas las personas involucradas en este trabajo: al cuerpo docente del Departamento de Historia de la UNAN-Managua (de forma especial al Dr. Luis Alfredo Lobato ) por todo el apoyo y la paciencia que t uvieron a lo largo de nuestra formación profesional, como hombre y persona; muy especialmente quiero agradecer a los docentes del Centro Arqueológico de Documentación e Investigación (CADI).

No podría concluir, sin agradecer de forma muy especial a mis amigos/as y compañeros/as de clase, con quienes compartí tantos momentos, buenos y malos.

A todos, muchas gracias.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

44

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

EESSTTUUDDIIOO DDEE LLAA FFAAUUNNAA DDEELL SSIITTIIOO AARRQQUUEEOOLLÓÓGGIICCOO NNEEJJAAPPAA

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

55

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

RREESSUUMMEENN

7

IINNTTRROODDUUCCCCIIÓÓNN

8

CCAAPPÍÍTTUULLOO II CCOONNTTEEXXTTUUAALLIIZZAACCIIÓÓNN AARRQQUUEEOOLLÓÓGGIICCAA EE HHIISSTTÓÓRRIICCAA

13

I.1- Ubicación y caracterización del sitio Arqueológico

14

I.2-Caracterización Geográfica del área de

17

I.2.1- Climatología de la región Pacífico

18

I.2.2-

Sistemas volcánicos del Pacifico

19

I.2.3-

Costas del Pacífico de

21

I.2.4-

Depresión lacustre

21

I.2.5- Flora y Fauna del Pacífico de

23

I.3-

La Arqueozoología en el contexto

25

CCAAPPÍÍTTUULLOO IIII CCOONNSSIIDDEERRAACCIIOONNEESS TTEEÓÓRRIICCAASS YYMMEETTOODDOOLLÓÓGGIICCAASS

35

II.1-La Arqueozoología y su

36

II.2- Aspectos metodológicos del análisis Faunístico

42

CCAAPPÍÍTTUULLOO IIIIII RREESSUULLTTAADDOOSS

50

III.1 - Clasificación Taxonómica

51

III.2-

Distribución de la Muestra

57

III.3-

Otras formas de

63

CCOONNCCLLUUSSIIOONNEESS

64

RREECCOOMMEENNDDAACCIIOONNEESS

68

BBIIBBLLIIOOGGRRAAFFIIAA

70

ANEXOS

76

Anexo 1

77

Anexo 2

79

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

66

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

RREESSUUMMEENN

El documento que a continuación se presenta, es el resultado de un largo proceso investigativo que hoy está llegando a su final. En este se presentan los resultados obtenidos del análisis arqueozoológico realizado sobre los restos óseos de animales, recuperados en la excavación del montículo uno del sitio arqueológico Nejapa, mismo que se ubica en la comarca de Nejapa, al suroeste de la ciudad c apital Managua. El sitio se conforma por más de diez estructuras monticulares, organizadas entorno a un espacio vacío (posible plaza), el montículo excavado es el número uno registrado, se documento y registro gran cantidad de restos arqueológicos, desde restos de cerámica, restos líticos, restos de carbones y restos de fauna.

El análisis se realizó, contemplando planteamientos teóricos y metodológicos propios de la arqueozoológia, disciplina de la arqueología, donde la comparación por medio de una reducida, pero útil, colección de referencia de fauna fue muy determinante para los datos y resultados que aquí se presentan. Estamos seguros que de este análisis se desprende valiosa información, que permitirá comprender mejor, el modo de vida de los grupos ase ntados en este territorio y la importancia que los recursos faunísticos han ejercido en esta. De hecho, los resultados han permitido corroborar mucha información, vertida desde las crónicas,

referidas a las especies de animales, existentes al momento de la llegada de los colonizadores ,

consumidas por los grupos antiguos asentados en esta región.

En Nicaragua existen muy pocas personas dedicadas o especializadas en este campo de investigación arqueológica, por ello esperamos que este documento contribuya, extensamente, y sirva como herramienta de apoyo, para aquellas futuras investigaciones que vayan dirigidas al estudio de los conjuntos faunísticos recuperados en los contextos arqueológicos, sobre todo aquellos contextos arqueológicos nacionales.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

77

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

IINNTTRROODDUUCCCCIIÓÓNN

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

88

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

El presente trabajo de

IINNTTRROODDUUCCCCIIÓÓNN

investigación se ha titulado “EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell ssiittiioo

AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa. Este se desarrolla como parte integral del trabajo monográfico

final que me permitirá optar al grado de licenciatura en la carrera de Historia con Orientación en Arqueología.

El sitio en estudio corresponde a un asentamiento precolombino ubicado dentro de la comarca Nejapa, al suroeste de la ciudad capital, este se conforma por aproximadamente doce estructuras monticulares, de las cuales se ha escogido una de ellas (el montículo uno) para desarrollar nuestra investigación. Mediante el estudio de los restos de fauna recuperada en ese montículo, se pretenden brindar nuevos datos para la mejor comprensión del modo de vida de los antiguos pobladores que ocuparon esta zona.

En Nicaragua existen muchos sitios arqueológicos con evidencias que reflejan las frecuentes interacciones entre los seres humanos, los animales y el medio en general, sin embargo, muy pocas veces se profundiza en el estudio de la fauna desde una perspectiva socio económica, debido a que en nuestro país las investigaciones arqueológicas son muy recientes, en comparación a otros países del área centroamericana (Costa Rica, Panamá, Honduras, etc.), lo que conlleva la falta de especialistas en el tema . Durante mucho tiempo las investigaciones arqueológicas se habían enfocado mayormente a la recuperación de los objetos finamente trabajados y al estudio de las tipologías cerámicas, es por ello que nuestro enfoque va dirigido al estudio de los restos faunísticos arqueológicos , con base en la arqueozoología, para continuar abriendo y diversificando campos de investigación dentro de la ciencia arqueológica a nivel nacional.

El hecho que estas temáticas (La arqueozoología) se comiencen a desarrollar en nuestro país, como línea de investigación, lleva ciertos problemas: la falta de especialistas en el ámbito nacional y por ende falta de planteamientos teóricos y metodológicos que permitan identificar los taxones o especies procedentes de contextos arqueológicos nacionales. Debido a ello, la argumentación teórica metodológica que presentamos se basa en estudios de otras regiones latinoamericanas (México, Argentina, Chile, Colombia, Costa

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

99

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

Rica, Panamá, Estados Unidos, etc.) y europeas (España, Francia, etc.), espacios donde la disciplina se encuentra más ampliamente desarrollada; esto permitiría fortalecer las interpretaciones realizadas sobre el conjunto analizado y determinar la forma y el grado de aprovechamiento que las sociedades obtuvieron de este bien de consumo.

A lo largo de la prehistoria e historia, los recursos faunísticos han jugado un papel

fundamental en el modo de vida desarrollado por todos los grupos humanos en el mundo ; en el afán por sobrevivir, los seres humanos han desarrollado diversas actividades relacionadas con la recolección y producción de alimentos. A sí, también, han consumido diversidad de especies de animales por medio del establecimiento de sistemas de caza y pesca, adaptándolos a los sistemas geográficos naturales que el medio les proporciona. En Nicaragua, como país tropical, se suele documenta r la diversidad faunística terrestre:

venados, conejos, guatusas, etc.; y acuática: tortugas, peces, conchas, etc. Suponemos que

en época pre colonial, la fauna era mucho más abundante, lo que debió haber permitido

desarrollar diversos mecanismos en la caza y pesca, al igual que diversificar las formas de

consumo.

Es por lo anterior que para el desarrollo de esta investigación se ha partido de la siguiente

hipótesis: “los pobladores que ocuparon antiguamente el montículo N° 1 del sitio arqueológico Nejapa, tuvieron que desarrollar ciertas estructuras socioculturales y económicas de subsistencia, las que sin duda, se encuentran estrechamente relacionadas con el medio biofísico; el conjunto de restos faunísticos hallados en el montículo estudiado, es el mejor medio para descubrir cuales fueron esas formas de subsistencia desarrolladas por sus antiguos habitantes”.

Para fortalecer este planteamiento se propuso como objetivo principal, aproximarnos al conocimiento de aspectos socioeconómicos desarrollados por el grupo humano que ocupó el montículo N ° 1 del sitio arqueológico Nejapa, a través de la aplicación de un model o teórico proporcionado por la Arqueozoología para la aportación de nuevos datos que se aproximen a la dinámica desarrollada en el pasado. Para ello fueron necesarios plantearse objetivos específicos dirigidos al Diseño de fichas técnicas de registro y aná lisis de restos faunísticos; identificación y cuantificación de los restos osteológicos para determinar especies consumidas, áreas de actividades concretas; determinar y diferenciar los

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1100

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

indicadores artefactuales de los ecofactos para destacar las diversas actividades económicas

y sociales que se desarrollaron en el área de estudio; y analizar datos obtenidos de

documentos etnohistóricos para su contrastación con los datos arqueológicos del sitio en

estudio.

La aplicación de una estrategia teórica - metodológica específica desde la arqueozoología

(disciplina de la Arqueología que se ocupa del estudio de los restos faunísticos encontrados

en contextos arqueológicos), permitiría darle cumplimiento a nuestros objetivos propuestos, del mismo modo que permitiría corroborar o no nuestra hipótesis de partida sobre las actividades de subsistencia que tenían estos grupos humanos.

Muy pocos investigadores nacionales se han dedicado a desarrollar estudios arqueozoológicos, es por ello el interés de llevar este estudio en esa dirección, pues hay grandes vacíos teóricos metodológicos que necesitan ser cubiertos. El desarrollo de la Arqueozoología, permitirá acercar al presente la realidad de sociedades pasadas, en lo referido al conocimiento de los sistemas de aprovechamiento de los recursos naturales, en este particular sobre los restos faunísticos recuperados en el montículo # 1 del sitio arqueológico Nejapa.

Para llevar a cabo este trabajo se ha contado principalmente con el respaldo y asesoría técnica metodológica de investigadores y/o docentes del Centro Arqueológico de Documentación e Investigación (CADI) del Departamento de Historia de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua UNAN Managua; así mismo, fue importante el aporte brindado por especialistas del Museo Nacional de Nicaragua, quienes facilitaron colecciones de referencia, que permitieron realizar las comparaciones pertinentes.

E l documento final de mi investigación lo he estructurado en tres grandes capítulos, procurando mantener una secuencia lógica de los aspectos que se abordan en el estudio, en este sentido se han contemplado los siguientes capítulos:

Capitulo I: antes de todo, como parte fundamental, es importante describir o caracterizar el sitio arqueológico que estamos estudiando; se guidamente se realiza una breve caracterización geográfica del Pacifico nicaragüense (que es donde se emplaza el mismo),

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1111

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

ya que los grupos humanos no son estáticos. E n ocasiones se desplazan grandes áreas para obtener los bienes de consumo necesarios, por ello es importante abordar aspectos tales como el relieve, la flora y fauna, destacando las descripciones realizadas desde las fuentes etnohistóricas y las investigaciones mismas que aborden sobre estas temáticas, sean estos documentos públicos oficiales o inéditos; seguidamente se brinda una pequeña panorámica del estado de los estudios Arqueozoológicos a nivel nacional, es decir, los antecedentes de estudios en el área, para mí trabajo.

Capitulo II: en este capítulo se abordan y retoman aquellos aspectos teóricos y metodológicos que fueron considerables básicos dentro del desarrollo de la investigación, es decir, planteamientos que permitiesen comprender mejor y relacionar diversos aspectos de los modos de vida de los grupos humanos y la forma en que estos se adaptan al medio en que se desarrollan; seguidamente desde la Arqueozoología como rama de la arqueología, y en conjunto con la arqueología, se pueden obtener diversos aspectos metodológicos de análisis, para identificar y caracterizar restos faunísticos recuperados en contextos arqueológicos, por ende determinar aspectos socioeconómicos relacionados con las formas de consumo.

Capitulo III: en este capítulo se reflejan los resultados obtenidos de los diversos análisis practicados en la muestra fa unística recuperada de dos jornadas consecutivas de excavaciones arqueológicas en el montículo número uno del sitio arqueológico Nejapa; es decir se brindan datos cualitativos y cuantitativos, así como caracterización de las especies identificadas; posteriormente se realiza una breve valoración socioeconómica sobre la base de la muestra analizada.

El trabajo finaliza con la presentación de las conclusiones generales en torno al trabajo desarrollado y su importancia dentro del quehacer arqueológico científico nacional; además se brindan ciertas recomendaciones para el fortalecimiento de estas líneas de investigación que tanto contribuyen al mejor conocimiento de los modos de vida de los grupos humanos pasados. Esperamos que el trabajo aquí presentado sirva de apoyo para el desarrollo de futuras investigaciones arqueozoológicas en el país.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1122

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

CCAAPPÍÍTTUULLOO II

CCOONNTTEEXXTTUUAALLIIZZAACCIIÓÓNN AARRQQUUEEOOLLÓÓGGIICCAAEE HHIISSTTÓÓRRIICCAA

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1133

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

I.1- Ubicación y caracterización del sitio arqueológico Nejapa.

El sitio arqueológico Nejapa se ubica en el Km. 9 de la carretera vieja a León, en la comarca Nejapa, costado oeste del barrio Vladimir Hernández, al suroeste de la ciudad de Capital Managua. Sus coordenadas geográficas UTM son las siguientes 133890 Latitud N, 057317 Longitud W, a 237 m.s.n.m. El sitio se ha descrito como un asentamiento indígena conformado por más de doce estructuras monticulares, las

cuales se distribuyen entorno a una posible plaza central, a simple vista las dimensiones de cada una de las estructuras varían considerablemente en altura y dimensiones, algunas causas de esto son las constantes variaciones que

sufre el terreno a consecuencia de la preparación de la tierra para el desarrollo de actividades agrícolas. A escasos 400m,

en dirección este, se ubica la laguna de Nejapa.

400m, en dirección este, se ubica la laguna de Nejapa. Ubicación del Sitio Arqueológico Nejapa. Fuente:

Ubicación del Sitio Arqueológico Nejapa. Fuente: Google Earth.

En la superficie, del área de emplazamiento, del sitio se han documentado diversos materiales arqueológicos: artefactos cerámicos, artefactos líticos, montículos, fauna, etc.; todos estos elementos reflejan el desarrollo socioeconómico de la sociedad que allí se asentó, de hecho, el estudio de cada una de las tecnologías contribuido en la comprensión del modo de vida de estos grupos. En este sentido, se han documentado fragmentos cerámicos monocromos, policromos, mucha cerámica utilitaria o doméstica para almacenamiento y/o cocción de alimentos, cerámica funeraria, elementos de adorno corporal como las cuentas de collar, entre otros; en cuanto a instrumentos líticos se ha documentado hachas talladas y pulidas, fragmentos de manos y piedras de moler, instrumentos pulidos, etc.; mayormente confeccionados en sílex, obsidiana, basalto, jaspe, etc., a excepción del basalto, se considera que el resto de materias primas antes

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1144

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

mencionadas fueron extraídas de otras zonas del país, ya que la formación geológica del Pacífico nicaragüense no las posee, por ello se sugiere que estos eran producto de intercambio socio económicos. La gran mayoría de evidencia cerámica recuperada en este sitio ha permitido establecer cronologías relativas, que ubican su ocupac ión entre el año 800dc y 1550dc. Algunos elementos tipológicos identificados en la muestra cerámica son el Sacasa Estriado, asociada a costumbres funerarias, León Punteado, Combo Colador, Vallejo y Papagayo policromo.

León Punteado, Combo Colador, Vallejo y Papagayo policromo. Distribución de los montículos en el Sitio .

Distribución de los montículos en el Sitio . En recuadro azul el montículo uno. Fuente: CADI

el Sitio . En recuadro azul el montículo uno. Fuente: CADI Vista de Montículo Uno. Fuente:

Vista de Montículo Uno. Fuente: CADI.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1155

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

En la actualidad, el sitio se encuentra muy alterado por las prácticas agrícolas que, desde hace mucho tiempo, se han venido desarrollando en el área de emplazamiento del sitio; de igual manera lo han afectado las construcciones de carreteras y casas, además de la utilización de este espacio como basurero; a pesar de todos estos factores el sitio presenta buen estado de conservación, ya que aún existen zonas muy bien conservadas y que pueden ser sometidos a mayores estudios, incluso con perspectivas de musealizació n.

La muestra faunística, objeto de estudio, procede de dos consecutivas jornadas de excavaciones arqueológicas en el montículo uno del sitio arqueológico Nejapa, mismas que comprenden aproximadamente el 50% de esta estructura, en la actualidad se encuent ra excavado más del 60% de la estructura. Esto ha permitido documentar y recuperar suficientes elementos materiales, y datos, que nos han permitido comprender mejor la funcionalidad del montículo y el modo de vida del grupo que lo produjo. Entre estos materiales se incluye la fauna, objeto de este estudio.

materiales se incluye la fauna, objeto de este estudio. Cuadriculado del sector noroeste de M -1.

Cuadriculado del sector noroeste de M -1. Fuente: CADI.

La extensión del sitio es imprecisa, ya que en diversos sectores de la comarca se han documentado, con frecuencia, hallazgos de ollas y otros tipos de materiales arqueológicos, sobre todo en el contorno de la laguna de Nejapa (sector NO, O y SO). Las frecuentes obras de construcción y desarrollo urbano han sido las que han venido marcando la extensión del sitio.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1166

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

l l ó ó g g i i c c o o d d e e

Mapa de ubicación del sitio arqueológico Nejapa. Fuente: CADI.

I.2-Caracterización Geográfica del área de estudio .

El sitio arqueológico en estudio se ubica en la región del Pacífico Nicaragüense. Por ello, es importante caracterizar el área, para conocer los diversos sistemas geográficos naturales aprovechados por lo grupos humanos que en esta región se asentaron.

La franja del Pacifico de Nicaragua surgió del fondo del mar hace millones de años. Esta zona está formada por tierras bajas y se caracteriza por tener un clima caluroso, además de ser muy susceptible a los movimientos sísmicos, presentar formaciones volcánicas y poseer una depresión lacustre, entre otras características.

Casi toda la región es una planicie ancha que presenta una cadena de volcanes, varios de ellos activos, en forma rectilínea que se extiende por unos 300 km en dirección noroeste - sureste, paralelos a la costa del Océano Pacifico, desde la isla de Ometepe hasta la

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1177

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

península de Cosigüina, "esta alineación se debe a que los volcanes están dispuestos a lo largo de una grieta, fractura o falla, que rompe la corteza terrestre hasta la profundidad de 10 Km. donde se encuentra el magna" (Incer.1998: 38). La región tiene una superficie aproximada de 30,000 kilómetros cuadrados.

una superficie aproximada de 30,000 kilómetros cuadrados. Mapa de ubicación de los volcanes.

Mapa de ubicación de los volcanes. Fuente:www.ineter.gob.ni/ /image002.jpg

I.2.1- Climatología de la región Pacífico nicaragüense.

Climatológicamente, la zona se caracteriza por poseer un clima tropical seco correspondiente al de sabana tropical, predominantemente cálido a caliente durante casi todo el año presenta dos estaciones bien definidas, una seca, verano, que va desde noviembre o diciembre hasta mayo, a la que le sucede otra lluviosa, invierno, desde mayo a diciembre. Las temperaturas anuales oscilan entre los 24 y 30º, aunque algunas zonas pueden alcanzar los 36 grados centígrados. En relación con esto Meritxell Tous retoma al cronista Girolano Benzoni quien describe e l clima de la región“(…) Es tan cálido que en tiempos de verano no se puede caminar sino de noche, por ser el terreno arenoso. Llueve seis meses al año, empezando en mayo, y los otros seis no llueve nunca; la noche es igual al día (…)”. (Tous. 2008: 53).

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1188

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

I.2.2- Sistemas volcánicos del Pacifico Nicaragüense.

Entre los volcanes se destacan el complejo volcánico de Cosigüina 1 , la Cadena Volcánica de los Maribios 2 , los volcanes de la península de Chiltepe 3 el volcán Masaya, el volcán Mombacho (1345 msnm.) y los volcanes de la isla de Ometepe 4 , algunos de ellos tienen varias decenas de miles de años, sin embargo en el siglo XIX surgió el Cerro Negro, cuyas continuas erupciones han alzado su cono arriba de los 400 metros sobre la planicie adyacente. Muchos de estos volcanes activos han permanecido lanzando cenizas y arenas o simplemente expulsando gases o fumarolas con frecuencia. En los volcanes inactivos, se pueden apreciar, comúnmente lagunas cratéricas. Entre estas cabe destacar la laguna de Apoyeque, Xiloa, Masaya Apoyo, la laguna de “Tiscapa, Asososca y Nejapa 5 ”; estas tres ultimas, próximas al sitio de estudio por lo tanto de importancia, existen muchas evidencias culturales documentadas en sus cercanías como petroglifos, restos arqueológicos entre otros, evidenciando la presencia de poblaciones en sus cercanías y por consiguiente su posible. En tiempos precolombinos, y debido a la cercanía de estas lagunas con el sitio Nejapa, estas seguramente formaban parte de los recursos, que estos grupos no pudieron desconocer, unas para suministro de agua; alimentos y otros para ritual religioso. (Romero, J. entre otros. 2009: 25.)

Los volcanes activos desprenden fumarolas permanentes que varían en intensidad en dependencia de los procesos freatomagmáticos que les dan su origen. Los volcanes han

1 Este complejo está formado por un volcán apagado . En la cima se abre una profunda y gigantesca caldera de 2,000 m de diámetro, donde existe una laguna inaccesible, su cúspide se yergue a 800 msnm. (Océano. s/f:).

2 “la cadena volcánica de los Maribios es una alargada serranía de 70 Km. de longitud, que se extiende desde le Chonco hasta el Momotombo”, esta conformada por los volcanes el c honco (1105 msnm.), San Cristóbal (1745 msnm.), Casita (1405 msnm.), el volcán Telica (1061 msnm.), Orota (836 msnm), Cerro Negro (450msnm.), Las Pilas (1001 msnm.) y el volcán Momotombo (1300 msnm.). (Incer.1998: 69)

3 Los volcanes de esta península se encuentran apagados y erosionados, siendo el más sobresaliente el Apoyeque (480 metros), (Incer.1998: 71).

4 Se levantan los volcanes

activo. 5 La primera ha quedado circundad a por la expación de la ciudad capital, constituye un antiguo cráter volcánico producto de la explotación y hundimiento de un antiguo cráter hace miles de años. Asososca sirve como reservorio que abastece de agua potable a una parte de la ciudad capital. En ella se han encontrado petroglifos indígenas como por ejemplo el de la serpiente emplumada. La laguna de Nejapa se ubica al suroeste de la ciudad de Managua, al pie del cerro motastepe, existe muchas evidencias culturales documentadas en sus cercanías; por la poca profundidad de sus aguas se ha secado en varias ocasiones, lo que ha provocado la desaparición de casi toda la fauna ictiológica.

Concepción (1610 msnm.) y Maderas (1394msnm.) de los cuales el primero esta

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

1199

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

sido parte del paisaje y han determinado e influido en los cambios que se han producido en

el transcurso de la historia de la actual zona del Pacífico, estos llamaron la atención de los

aborígenes y posteriormente la de los conquistadores españoles, al respecto M. Tous retoma a cronistas como Antonio Vázquez de Espinoza quien describe el paisaje de Nicaragua de la siguiente manera: “porque en esta provincia de Nicaragua y en muchas de las Indias, hay muchos volcanes, que de continuo están arrojando fuego de si, como son el del Mombacho a 6 leguas de Granada; el de Masaya que siempre echa grandes llamaradas de fuego y cantidad de humo muy espeso y denso, el de León el Viejo, que en fuego y grandeza es notable; el de Telica que siempre arde, el de el Viejo Alto y descollado, que esta humeando, y por su altura es conocido de los navegantes del mar del sur, y otros muchos que hay en la provincia de Nicaragua (…)” (Tous:2008:46). Los volcanes han asegurado la fertilidad del suelo para el cultivo, a pesar del peligro que han representado las constantes erupciones volcánicas de aquellos volcanes activos en otro momento.

Como se ha mencionado en la región abunda en zonas volcánicas con elevaciones importantes; no obstante, existen otro tipo de formaciones en el relieve que deben ser consideradas, las sierras de Managua y la meseta de Los Pueblos. Ambas están formadas por el apilamiento de capas de materiales volcánicos “las sierras de Managua y la meseta de Los Pueblos, formadas por capas superpuestas de materiales volcánicos,” (Incer, 1980, p. 40.), las sierras de Managua consiste en una cadena de elevaciones en forma de cresta desde Mateare hasta Casa Colorada, las sierras decaen hace el valle de Managua, mas allá

de la cual se expanden para formar una amplia meseta, (Meseta de los Pueblos), de 500 metros de elevación para luego declinar progresivamente hacia el litoral del pacífico sur y

a la llanura interlacustre. También debido a la actividad volcánica en el pacifico

Nicaragüense gran parte de los suelos, de esta zona, son de formación volcánica, de origen

relativamente reciente, (Hodgson G. 2000. Pág. 115) en cambio los suelos que se encuentran en las cercanías de los lagos son extremadamente arcillosos, (Incer, 1998, p.

41.).

La zona del Pacífico se caracteriza por el predominio de rocas volcánicas “abundan los depósitos fragmentarios; arena, lapilli, basalto escoriáceo, etc.” (Hodgson G. 2000. Pág.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

2200

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

115) 6 y la presencia de depósitos sedimentarios . La provincia geológica de la costa del Pacífico de Nicaragua se caracteriza por el predominio de las rocas sedimentarias, Las rocas más características son: caliza, arenisca, lutita, limolita y conglomerados” (Hodgson, G. 2000. Pág. 109) 7 .

I.2.3- Costas del Pacífico de Nicaragua.

Las costas del Pacífico de Nicaragua tienen una longitud aproximada de 300kms., extendiéndose en dirección noroeste - sureste desde la bahía de Salinas hasta la península de Cosig ü ina. Esta se caracteriza por tener un perfil casi rectilíneo y suma mente bajo en la

zona norte, volviéndose más irregular en el istmo de Rivas. Presenta pocos accidentes costeros destacándose la Península de Cosigüina que se adentra visiblemente en el golfo de Fonseca y algunos esteros ramificados, así mismo pequeños cabo s y bahías. Casi toda la costa del Pacífico esta constituida por areniscas, margas, calizas de origen marino. El mangle y otras plantas costeras nacen y crecen sobre los bancos lodosos de los esteros, semisumergidos en aguas salobres, estas plantas detienen los sedimentos aportados por las corrientes del mar, ampliando de este modo las costas. “El litoral del Pacifico esta formado por terrenos que antiguamente fueron sedimentados en el mar y posteriormente emergieron fuera del mismo(Incer.1998:48)

I.2.4- Depresión lacustre nicaragüense.

Junto con los volcanes, otro rasgo característico del paisaje de la zona del Pacífico nicaragüense corresponde a los grandes lagos de agua dulce, estos ocupan la parte hundida de un alargado valle, con una dimensión ap roximada de 350 por 40 Km., se le conoce con el nombre de depresión lacustre o graben de Nicaragua (Incer.1998:40), este se extiende desde el golfo de Fonseca hasta la desembocadura del río San Juan, estos lagos son de agua dulce y se encuentran unidos por el río Tipitapa, desagüe natural del lago Xolotlan.

6 Geología Histórica Regional e Historia Geológica Estructural Tectónica Simplificad de Nicaragua y América Central. Ing. Glen Hodgson Valrey. 2000. Pág. 115.

7 Geología Histórica Regional e Historia Geológica Estructural Tectónica Simplificad de Nicaragua y América Central. Ing. Glen Hodgson Valrey. 2000. Pág. 109.

YYaammiill SSeerrrraannoo RRoommeerroo

2211

E E s s t t u u d d i i o o d

EEssttuuddiioo ddee llaa FFaauunnaa ddeell SSiittiioo AArrqquueeoollóóggiiccoo ddee NNeejjaappaa

El lago de Managua o Xolotlan se halla a 37 metros sobre el nivel del mar, tiene una superficie de 1,042 kilómetros cuadrados. Su forma es irregular, internándose entre sus aguas la Península de Chiltepe de origen volcánico, es poco profundo, muy agitado por el viento, situado frente a la ciudad de Managua sus aguas están contaminadas por las alcantarillas de la

ciudad y se vuelven turbias por los sedimentos aluviales

en suspensión que contiene. En la obra “Managua y su Historia. Un Enfoque Regional” se retoman escritos de Jaime Incer, quien explica que el lago, de Managua o Xolotlan, fue llamado por los aborígenes Xolotlan, en alusión a Xólotl, hermano menor del mítico Quetzalcóatl (Romero, J. et al. 2008: 23).

del mítico Quetzalcóatl (Romero, J. et al. 2008: 23). Lago Cocibolca. Fuente: httpimages.google.com.niimgresimgurl

Lago Cocibolca. Fuente:

httpimages.google.com.niimgresimgurl

El lago Cocibolca es un lago de agua dulce, que tiene una extensión de 8,624 Kilómetros cuadrados y una profundidad máxima de 40m, se encuentra a 32 metros sobre el nivel del

mar y se compone de más de 400 isletas, tres islas y dos volcanes, descarga sus aguas en el mar Caribe a través del el río San Juan. Su nombre es de origen náhuatl y se hallan diversas teorías sobre su significado, retomadas por Jaime Incer en su obra Toponimias

según Valle deriva de acotzillipoloa-can, "lugar donde se

destruyen los camaroncitos". Dávila Bo lañaos coatl-pol-can, "lugar de la Gran Serpiente";

o quauh-zpol-ca, "lugar de los árboles de zapote". Según Mántica coatl-pol-can, "lugar donde está el más grande de los (lagos) gemelos." Pensando que los gemelos míticos eran Xolotl (de donde se derivó Xolotlán) y Quetzcalcoatl, no es raro aventurar que el lago Cocibolca estaba consagrado a este último y que el vocablo no sea sino una corrupción del nombre de esa última deidad tolteca." . (Incer. 1985: 410).

Indígenas de Nicaragua: "

YYaammi