Está en la página 1de 1

DEPARTAMENTO DE GRIEGO Y LATÍN ÍTACA

IES ALTO CONQUERO KAVAFIS

En este poema, fechado en 1911, Kavafis (Alejandría, Egipto. 29 de abril de 1863 – 29 de abril de 1933) hace
referencia al mítico viaje de Ulises en la Odisea, una de las obras más importantes del autor griego Homero, del cual se sabe
más bien poco, sólo que seguramente era ciego y que dejó para la posteridad dos de las mejores obras de la literatura universal:
la Ilíada y la Odisea. En la Odisea se narra la vuelta de Ulises hacia su patria Ítaca, al finalizar la guerra de Troya. Kavafis
proyectó en este poema su visión de la vida, utilizó la leyenda del largo viaje y la asoció con la idea de conseguir los sueños.
...siempre en la mente has de tener a Ítaca. Llegar allá es tu destino, pero no apresures el viaje.
Ítaca, en la cultura de Occidente, connota meta, llegada, logro. El poema, sin embargo, coloca el énfasis en la
importancia del recorrido, un camino que debe estar abierto a todas las experiencias que constituyen la vida, los goces del
mundo, la adquisición de conocimiento, los deleites humanos y los contratiempos del camino, que el poeta asocia con los
seres hostiles de Homero, los lestrigones, cíclopes y el dios Poseidón, que complica el trayecto de Ulises hacia Ítaca.
Sin embargo, hace énfasis en que no se debe olvidar el propósito del viaje; “ten siempre en tu mente a Ítaca. Llegar
ahí es tu destino.”… Los Sueños son la fuerza que nos empujan al camino “...Ítaca te ha dado el bello
viaje…” El trayecto es la celebración de la vida y sus muchos deleites y por menores. La poesía le permite a cada
lector evocar a Ítaca con matices personalizados, darle al camino de sus sueños y al éxito un significado muy personal.

Σα βγείπ ρςξμ πηγαιμό για ςημ Ιθάκη, Cuando emprendas tu viaje a Ítaca
μα εύυεραι μάμαι μακούπ ξ δοόμξπ, pide que el camino sea largo,
γεμάςξπ πεοιπέςειεπ, γεμάςξπ γμώρειπ. lleno de aventuras, lleno de experiencias.
Τξσπ Λαιρςοσγόμαπ και ςξσπ Κύκλχπαπ, No temas a los lestrigones ni a los cíclopes
ςξμ θσμχμέμξ Πξρειδώμα μη τξβάραι, ni al colérico Poseidón,
ςέςξια ρςξμ δοόμξ ρξσ πξςέ ρξσ δεμ θα βοείπ, seres tales jamás hallarás en tu camino,
αμ μέμ' η ρκέφιπ ρξσ σφηλή, αμ εκλεκςή si tu pensar es elevado, si selecta
ρσγκίμηριπ ςξ πμεύμα και ςξ ρώμα ρξσ αγγίζει. es la emoción que toca tu espíritu y tu cuerpo.
Τξσπ Λαιρςοσγόμαπ και ςξσπ Κύκλχπαπ, Ni a los lestrigones ni a los cíclopes
ςξμ άγοιξ Πξρειδώμα δεμ θα ρσμαμςήρειπ, ni al salvaje Poseidón encontrarás,
αμ δεμ ςξσπ κξσβαμείπ μεπ ρςημ φσυή ρξσ, si no los llevas dentro de tu alma,
αμ η φσυή ρξσ δεμ ςξσπ ρςήμει εμποόπ ρξσ. si no los yergue tu alma ante ti.

Να εύυεραι μάμαι μακούπ ξ δοόμξπ. Pide que el camino sea largo.


Πξλλά ςα καλξκαιοιμά ποχϊά μα είμαι Que muchas sean las mañanas de verano
πξσ με ςι εσυαοίρςηρι, με ςι υαοά en que llegues -¡con placer y alegría!-
θα μπαίμειπ ρε λιμέμαπ ποχςξειδχμέμξσπ· a puertos nunca vistos antes.
μα ρςαμαςήρειπ ρ' εμπξοεία Φξιμικικά, Detente en los emporios de Fenicia
και ςεπ καλέπ ποαγμάςειεπ μ' απξκςήρειπ, y hazte con hermosas mercancías,
ρεμςέτια και κξοάλλια, κευοιμπάοια κ' έβεμξσπ, nácar y coral, ámbar y ébano,
και ηδξμικά μσοχδικά κάθε λξγήπ, y toda suerte de perfumes sensuales,
όρξ μπξοείπ πιξ άτθξμα ηδξμικά μσοχδικά· cuantos más abundantes perfumes sensuales puedas.
ρε πόλειπ Αιγσπςιακέπ πξλλέπ μα παπ, Ve a muchas ciudades egipcias
μα μάθειπ και μα μάθειπ απ' ςξσπ ρπξσδαρμέμξσπ. a aprender, a aprender de sus sabios.

Πάμςα ρςξμ μξσ ρξσ μάυειπ ςημ Ιθάκη. Ten siempre a Ítaca en tu mente.
Τξ τθάριμξμ εκεί είμ' ξ ποξξοιρμόπ ρξσ. Llegar allí es tu destino.
Αλλά μη βιάζειπ ςξ ςανίδι διόλξσ. Mas no apresures nunca el viaje.
Καλλίςεοα υοόμια πξλλά μα διαοκέρει· Mejor que dure muchos años
και γέοξπ πια μ' αοάνειπ ρςξ μηρί, y atracar, viejo ya, en la isla,
πλξύριξπ με όρα κέοδιρεπ ρςξμ δοόμξ, enriquecido de cuanto ganaste en el camino
μη ποξρδξκώμςαπ πλξύςη μα ρε δώρει η Ιθάκη. sin aguantar a que Ítaca te enriquezca.

Η Ιθάκη ρ' έδχρε ςξ χοαίξ ςανίδι. Ítaca te brindó tan hermoso viaje.
Χχοίπ ασςήμ δεμ θάβγαιμεπ ρςξμ δοόμξ. Sin ella no habrías emprendido el camino.
Αλλξ δεμ έυει μα ρε δώρει πια. Pero no tiene ya nada que darte.

Κι αμ πςχυική ςημ βοειπ, η Ιθάκη δεμ ρε γέλαρε.


Aunque la halles pobre, Ítaca no te ha engañado.
Εςρι ρξτόπ πξσ έγιμεπ, με ςόρη πείοα,
Así, sabio como te has vuelto, con tanta experiencia,
ήδη θα ςξ καςάλαβεπ η Ιθάκεπ ςι ρημαίμξσμ.
entenderás ya qué significan las Ítacas.

Jesús Torres me fecit MMXX