Plan  Digital  TESO:  Integración  de  TIC  en  la  educación  con  alcance  municipal12  
Diego  E.  Leal    Fonseca  (diego@diegoleal.org)  
Claudia  M.  Zea  Restrepo  (czea@eafit.edu.co)  
 

Introducción  
Los   proyectos   de   integración   de   tecnologías   de   información   y   comunicación   (TIC)   al   sector   educativo   han  
alcanzado   una   importante   relevancia   a   nivel   regional   en   los   últimos   siete   años.   Primero,   con   la   aparición   de  
diversas  soluciones  de  netbooks  impulsadas  por  el  anuncio,  en  2007,  del  proyecto  de  creación  del  llamado   -­‐en  
ese  entonces-­‐  computador  de  100  dólares;  y  más  adelante  con  la  popularización  de  diversos  tipos  de  tabletas  
de   bajo   costo   que   hacen   uso   del   sistema   operativo   Android.   La   perspectiva   de   contar   con   dispositivos   de  
capacidad   y   costo   razonables   puso   por   primera   vez   en   la   agenda   de   discusión   pública   de   manera   central   el  
tema  de  la  integración  de  TIC  a  gran  escala,  llevando  a  la  aparición  de  iniciativas  regionales  emblemáticas  como  
el   Plan   Ceibal   de   Uruguay.   Por   primera   vez,   la   adquisición   masiva   de   dispositivos  apareció   en   las   agendas   de  
discusión  de  los  gobiernos  nacionales,  departamentales  y  municipales  de  la  región.  
En   la   medida   en   que   las   adquisiciones   de   dispositivos   empezaron   a   concretarse,   no   sólo   empezaron   a   definirse  
diversas  estrategias  de  distribución  y  entrega,  sino  que  empezó  un  importante  debate  respecto  a  cuál  sería  el  
papel   que   las   instituciones   educativas   formales   tendrían   en   este   escenario.     La   respuesta   varió   según   el   énfasis  
y  naturaleza  de  cada  iniciativa:  en  aquellas  con  un  foco  en  la  inclusión  digital,  por  ejemplo,  el  uso  en  el  entorno  
escolar   fue   opcional   desde   el   principio.     No   obstante,   en   los   casos   en   los   que   los   dispositivos   llegaron  
directamente  a  instituciones  educativas,  su  uso  generó  rápidamente  desafíos  novedosos  para  los  procesos  de  
gestión   académica,   tecnológica,   de   aula   y   de   desarrollo   profesional   docente   existentes   en   las   comunidades  
educativas.  
Ante  este  panorama,  los  programas  que  han  acompañado  la  provisión  de  dispositivos  en  los  espacios  escolares  
suelen   enfocarse   en   el   desarrollo   profesional   docente   -­‐teniendo   en   cuenta  el   papel   decisivo   del   maestro   en   los  
procesos   de   apropiación-­‐,   mientras   que   otras   iniciativas   se   han   enfocado   en   proyectos   demostrativos   de   las  
1

                                                                                                                       

 El   relato   de   esta   experiencia   es   posible   gracias   al   compromiso   de   la   Alcaldía   y   la   Secretaría   de   Educación   de   Itagüí   en  
cabeza   del   Secretario   Guillermo   León   Restrepo   Ochoa,   así   como   a   la   labor   desarrollada   desde   2012   por   los   investigadores  
del  Plan  TESO  -­‐  Claudia  Zea  ,  Juan  Lalinde,  Diego  Leal,  Diego  Montoya,  Juan  Carlos  Montoya,  Mónica  Ospina,  Patricia  Toro,  
Mauricio   Vásquez   y   Alfonso   Vélez-­‐   y   por   cada   uno   de   los   miembros   de   los   equipos   de   trabajo   que   han   desarrollado   las  
diversas  estrategias  en  campo.    Sin  ellos,  este  documento  no  sería  posible.    Mayor  información  acerca  de  los  detalles  de  la  
implementación  del  proyecto  puede  obtenerse  con  los  autores.  
2
 Borrador   de   un   capítulo   que   estará   disponible   en   una   próxima   publicación   realizada   por   el   Instituto   IberTIC,   de   la  
Organización  de  Estados  Iberoamericanos.    

 

 
posibilidades  de  la  tecnología  –a  menudo  en  espacios  extracurriculares-­‐    en  las  poblaciones  estudiantiles.      Y,  
aunque  el  desarrollo  de  las  capacidades  de  los  directivos  docentes  en  cuanto  a  la  gestión  ha  sido  abordado  en  
menor   grado,   sorprende   la   ausencia   de   iniciativas   que   ofrezcan   un   abordaje   holístico   al   reto   del  
aprovechamiento   del   potencial   de   la   tecnología   como   apoyo   a   los   procesos   de   aprendizaje   en   un   entorno  
escolar.     Este   documento   describe   una   experiencia   desarrollada   desde   2012   en   Colombia,   la   cual   contiene  
pistas   importantes   para   pensar   en   el   siguiente   nivel   de   la   integración   de   las   TIC   a   los   entornos   escolares:   la  
escala  municipal.  

Antecedentes  
En   Enero   de   2012,   inició   un   nuevo   período   de   gobierno   en   el   municipio   de   Itagüí.   Esta   población,   ubicada   en   el  
área   metropolitana   del   Valle   de   Aburrá   (Antioquia,   Colombia),   es   una   de   las   más   densamente   pobladas   del  
país,   con   alrededor   de   260.000   habitantes 3  en   un   área   de   21.09   km2,   correspondiendo   12.17   km2   a   una  
cabecera   urbana   y   8.91   km2   a   un   área   rural.     Adicionalmente,   en   esa   época   era   el   segundo   municipio   más  
violento   del   país,   al   tiempo   que   contaba   con   reconocimiento   nacional   por   sus   iniciativas   de   atención   a  
poblaciones  con  necesidades  educativas  especiales.  
El   Secretario   de   Educación   designado   como   parte   del   nuevo   gobierno,   encontró   dos   problemáticas  
sobresalientes   en   el   aspecto   de   la   infraestructura   de   tecnologías   de   información   y   comunicación   (TIC).   En   cada  
una   de   las   520   aulas   de   las   24   instituciones   educativas   oficiales   habían   sido   instalados   un   proyector,   un  
computador   de   escritorio   y   un   dispositivo   de   control   llamado   TOMI4,   el   cual   habilitaba   a   la   superficie   de  
proyección   como   una   pizarra   digital   interactiva.   Un   porcentaje   mínimo   de   estos   dispositivos   funcionaba   de  
manera   completa,   encontrándose   casos   en   los   cuales   la   instalación   estaba   incompleta   o   había   sido   mal  
realizada,  en  donde  las  condiciones  de  mantenimiento  eran  inexistentes,  o  en  donde  la  simple  falta  de  cables  o  
el  mal  estado  de  teclados  y  ratones  impedían  el  uso.  
Por  otro  lado,  a  partir  de  donaciones  y  adquisiciones  propias,  en  años  anteriores  el  municipio  había  realizado,  
con   la   comunidad   educativa,   el   compromiso   de   implementar   un   modelo   1:1   en   los   grados   de   primaria.   Aunque  
1.000   computadores   XO   habían   sido   donados   y   otros   10.000   habían   sido   adquiridos,   estos   últimos   se  
encontraban  en  aduana,  pendientes  de  los  procesos  de  nacionalización  requeridos.  Aunque  algunos  procesos  
de   formación   en   el   uso   de   los   XO   habían   sido   adelantados   con   los   docentes,   el   retraso   en   los   procesos   de  
entrega   fue   entendido   por   la   comunidad   educativa   como   el   incumplimiento   de   una   promesa,   generando   un  

3
4

                                                                                                                       
 Estimado  para  2012,  según  datos  del  Departamento  Administrativo  Nacional  de  Estadística  de  Colombia.  
 Tablero  Óptico  de  Mando  Interactivo.  

 

 
enorme   malestar   tanto   en   docentes   y   directivos   docentes,   así   como   en   los   padres   de   familia   y   estudiantes,  
algunos  de  los  cuales  concluyeron  su  primaria  sin  haber  recibido  nunca  el  computador  prometido.    
En   cuanto   al   uso   y   apropiación   de   la   tecnología,   Itagüí   tenía   un   muy   buen   registro   de   participación   en   las  
actividades  de  formación  docente  promovidas  desde  el  Ministerio  de  Educación  Nacional  en  el  período  2006-­‐
2010,   principalmente   entre   docentes   de   secundaria.   A   pesar   de   ello,   el   nivel   de   desarrollo   de   competencias   de  
uso   de   las   TIC   estaba   marcado   por   un   alto   nivel   de   heterogeneidad,   reflejando   una   situación   recurrente   a   nivel  
nacional  y  regional.    
Otro  factor  que  influía  en  el  uso  de  la  infraestructura  existente  era  un  alto  nivel  de  desarticulación.  Por  un  lado,  
la  gestión  tecnológica  al  interior  de  las  instituciones  era  muy  limitada:  en  general,  los  directivos  tenían  grandes  
temores   respecto   a   su   responsabilidad   frente   a   los   dispositivos   existentes   y   venideros,   además   de   escaso  
conocimiento  respecto  a  su  inventario  y  a  las  condiciones  eléctricas  y  de  conectividad  internas.  Por  otro  lado,  
los   procesos   de   formación   docente   en   el   uso   de   TIC   no   habían   involucrado   a   los   directivos,   con   lo   cual   el  
soporte   que   los   maestros   encontraban   para   el   desarrollo   de   sus   experimentos   de   aula   era,   con   frecuencia,  
limitado.  Finalmente,  la  compleja  realidad  política  del  municipio  generaba  un  alto  nivel  de  incertidumbre  tanto  
en   los   directivos   como   en   los   docentes,   lo   cual   incidía   en   condiciones   negativas   de   clima   organizacional   en  
varias  instituciones,  llegando  al  punto  de  existir  algunas  que  eran  reconocidas  como  el  lugar  al  cual  se  enviaba  
a  quien  estaba  'castigado'.    
Frente   a   este   panorama,   el   nuevo   gobierno   municipal   empezó   por   adelantar   el   proceso   de   importación   y  
legalización   de   los   10.000   computadores   XO,   los   cuales   fueron   transportados   al   municipio   y   asegurados.   En  
paralelo,  inició  la  búsqueda  de  un  socio  estratégico  que  abordara  en  los  años  siguientes  el  problema  del  uso  y  
apropiación  de  estos  nuevos  dispositivos,  situación  marcada  por  una  profunda  desconfianza  y  escepticismo  por  
parte   de   la   comunidad   educativa   y   por   una   variedad   de   situaciones   que   excedían   el   alcance   de   un   proyecto  
convencional  de  uso  de  TIC.  
La  Universidad  EAFIT,  institución  de  educación  superior  privada  ubicada  en  la  ciudad  de  Medellín,  se  convertiría  
en   ese   socio   estratégico,   gracias   a   su   trayectoria   en   el   tema.   EAFIT   cuenta   con   uno   de   los   grupos   de  
investigación   en   informática   educativa   más   antiguos   del   país,   con   amplia   experiencia   en   el   desarrollo   de  
proyectos  de  integración  de  la  tecnología  al  aula.  Adicionalmente,  entre  2002  y  2010,  la  directora  de  la  Línea  de  
I+D   sobre   informática   educativa   de   la   Universidad,   Claudia   Zea   Restrepo,   actuó   como   asesora   de   la   Ministra   de  
Educación   Nacional   en   temas   de   uso   y   apropiación   de   TIC.   Esto   llevó   a   su   equipo   en   EAFIT   a   liderar   y   gestionar  
una  serie  de  procesos  relacionados  con  la  producción  y  gestión  de  contenidos  educativos,  la  coordinación  de  
programas  masivos  de  formación  para  docentes  y  directivos  docentes,  el  desarrollo  de  proyectos  de  innovación  
 

 
educativa   y   la   participación   en   iniciativas   de   conectividad   escolar   a   nivel   nacional.   Las   acciones   de   EAFIT  
estuvieron   marcadas,   en   ese   período,   por   la   consolidación   de   redes   de   aliados   y   la   articulación   de   esfuerzos   de  
diversas  entidades  y  organizaciones  del  sector.  
El  contacto  inicial  entre  la  Secretaría  de  Educación  municipal  y  la  Universidad  EAFIT  permitió  al  Secretario  de  
Educación,  a  algunos  de  sus  funcionarios  y  a  un  concejal  del  municipio  conocer  de  primera  mano  experiencias  
como  la  de  la  provincia  de  San  Luis  en  Argentina  y  al  Plan  Ceibal  de  Uruguay,  en  una  misión  cuyo  propósito  era  
ayudar   al   municipio   a   comprender   el   alcance   que   una   iniciativa   de   integración   de   TIC   a   la   educación   podía  
tener.   Igualmente,   permitió   un   reconocimiento   inicial   del   tamaño   y   complejidad   de   la   problemática   del  
municipio,   llevando   a   una   articulación   de   esfuerzos   de   cuatro   grupos   de   investigación   de   EAFIT:   el   grupo   de  
investigación  sobre  la  gerencia  en  Colombia  de  la  Escuela  de  Administración,  el  grupo  de  investigación  sobre  
estudios   culturales   de   la   Escuela   de   Humanidades   y   el   grupo   de   investigación   y   estudios   en   Economía   y  
Finanzas   de   la   Escuela   de   Economía,   con   el   liderazgo   del   Grupo   de   investigación,   desarrollo   e   innovación   sobre  
TIC   (GIDITIC)   de   la   Escuela     de   Ingeniería.   Vinculando   a   investigadores   de   estos   grupos,   se   estableció   un  
convenio   de   cooperación   entre   el   municipio   de   Itagüí   y   la   Universidad   EAFIT,   el   cual   empezó   a   desarrollarse   en  
el  segundo  semestre  de  2012.  

Investigación-­‐acción  y  diseño  emergente  
El   ambiente   de   escepticismo   existente   en   la   comunidad   educativa   frente   al   tema   de   dotación   tecnológica  
requirió   la   definición   de   actividades   de   activación,   sensibilización,   reconocimiento   y   diagnóstico   de   la   situación  
de  los  actores  de  la  comunidad  educativa  del  municipio,  dando  prioridad  a  las  poblaciones  usuarias  de  los  XO  
con   el   fin   de   mostrar   logros     tempranos   y   construir   rápidamente   una   relación   de   confianza   con   los   diversos  
actores  involucrados.      
Debido   a   que   la   realización   de   un   diagnóstico   detallado   era   imposible   dadas   las   condiciones   existentes,   se  
planteó   un   proceso   de   investigación-­‐acción   que   involucraba   a   todos   los   actores   de   las   instituciones   -­‐directivos,  
docentes  y  estudiantes-­‐,  el  cual  estaba  orientado  alrededor  de  cuatro  ejes,  que  constituían  hipótesis  respecto  a  
las  problemáticas  centrales  que  debían  abordarse  para  dar  vuelta  a  la  situación  del  municipio  en  cuanto  a  la  
integración  de  TIC  en  los  espacios  educativos  y  que  se  alimentaban  del  trabajo  previo  de  la  línea  de  I+D  sobre  
informática   educativa   (Zea   et   al.,   2005;   Zea,   Lalinde,   Aguas,   Toro,   &   Vieira,   2013).     Se   esperaba   que   los  
hallazgos   de   las   intervenciones   realizadas   durante   el   segundo   semestre   de   2012   sirvieran   como   insumo   para  
consolidar  un  plan  estratégico  de  mediano  plazo  con  alcance  municipal.    

 

   

 
Reconocimiento  del  contexto  y  sus  posibilidades  
Este   eje   de   trabajo   enfocó   sus   esfuerzos   en   el   reconocimiento   y   caracterización   de   la   situación   política,  
económica,   social,   tecnológica   y   educativa   del   municipio,   así   como   de   los   múltiples   actores   involucrados   en   los  
procesos   de   apoyo   a   las   instituciones   educativas.     La   comprensión   sobre   el   papel   de   cada   uno   de   estos   actores  
y  su  influencia  en  el   contexto  municipal  se   entendió  como  clave   para   definir   estrategias  de  sostenibilidad   de  
mediano   plazo.     Uno   de   los   hallazgos   más   importantes   fue   el   desafiante   clima   político   del   municipio,   que   tenía  
una   influencia   directa   en   el   desarrollo   de   cualquier   iniciativa   al   interior   de   las   instituciones   educativas.   Este  
hallazgo   confirmó   la   importancia   de   enfatizar   el   carácter   académico   de   las   acciones   que   estaban   siendo  
llevadas  a  cabo  en  la  relación  establecida  con  docentes  y  directivos.    
En  esta  línea  también  se  desarrollaron  actividades  con  los  rectores  de  las  instituciones  educativas.  Además  de  
participar   en   una   serie   de   seminarios   que   tenían   como   temática   común   la   importancia   estratégica   de   la  
tecnología   y   su   papel   en   el   desarrollo   de   las  competencias  necesarias  para  la  transición  hacia  una  sociedad  del  
conocimiento,   todos   los   rectores   estuvieron   en   una   misión   que   los   llevó   a   conocer   de   primera   mano   la  
experiencia   del   Plan   Sarmiento   en   Argentina   y   del   Plan   Ceibal   en   Uruguay.   En   esta   misión,   los   rectores   se  
encontraron   con   algunos   de   sus   pares   de   otros   países,   asistieron   a   eventos   académicos   de   intercambio   de  
experiencias  y  observaron  la  forma  en  la  que  diversas  instituciones  educativas  hacían  uso  de  netbooks.  
La  misión  permitió  a  los  rectores  ampliar  su  mirada  más  allá  de  su  institución  y  su  localidad  -­‐para  muchos  de  
ellos   ésta   era   la   primera   vez   que   salían   del   país-­‐,   empezando   a   entender   el   alcance   de   un   proyecto   de  
integración  de  TIC  de  nivel  institucional  y  desarrollando  criterio  frente  a  lo  que  era  factible  poner  en  marcha  en  
sus   propias   instituciones,   teniendo   en   cuenta   las   condiciones   de   sus   contextos.   El   ejercicio   también   permitió  
empezar   a   tejer   lazos   de   cooperación   entre   los   directivos   de   las   instituciones   del   municipio,   tarea   clave  
considerando   el   alto   nivel   de   competitividad   generado,   entre   otras   razones,   por   las   pruebas   de   desempeño  
académico  realizadas  a  nivel  nacional.    
Formación  docente  
Ante  la  inminente  entrega  de  los  XO,  el  municipio  decidió  que  todos  los  docentes  de  básica  primaria  -­‐alrededor  
de   400-­‐  tendrían   que   participar   en   un   proceso   de   capacitación   referente   al   uso   de   las   XO.     Para   responder   a  
esto,  EAFIT  propuso  la  oferta  local  de  una  experiencia  de  aprendizaje  que  había  sido  diseñada  y  realizada  entre  
2011   y   2012   con   docentes   del   Plan   Ceibal   en   Uruguay.   El   taller   híbrido   "Aprendizaje   en   Red   con   uso   de   TIC  
(ArTIC)"   planteaba   un   proceso   de   acompañamiento   y   formación   que   promovía   el   reconocimiento   y  

 

 
enriquecimiento   del   Ambiente   Personal   de   Aprendizaje,   fortaleciendo   la   capacidad   de   uso   personal   de   la  
tecnología  -­‐en  especial  de  netbooks-­‐  y  su  uso  creativo  en  el  aula  de  clase5.  
El   taller   planteaba   encuentros   presenciales   masivos   al   inicio   y   final   del   proceso   desarrollados   en   EAFIT,  
complementados   a   lo   largo   de   seis   semanas   con   una   serie   de   actividades   en   línea   y   con   momentos   de  
acompañamiento   in   situ   liderados   por   un   equipo   de   apoyo   -­‐conformado   por   docentes   en   servicio   de  
instituciones  educativas  de  la  ciudad  de  Medellín-­‐  con  experiencia  en  el  uso  de  la  tecnología  en  el  aula.    Este  
equipo   de   facilitadores   se   encargaba   de   acompañar   a   los   docentes   en   la   realización   de   las   actividades  
propuestas  y  de  modelar,  a  partir  de  su  propia  experiencia,  diversos  usos  de  la  tecnología.    
ArTIC   inició   en   Agosto   de   2012   y   fue   uno   de   los   primeros   escenarios   de   contacto   con   la   población   del  
municipio,  permitiendo  observar  diversos  aspectos  de  la  situación  real  de  los  docentes  y  de  las  instituciones.  
Las   actividades   presenciales   no   sólo   hicieron   visible   un   nivel   de   competencia   en   el   uso   de   la   tecnología   inferior  
al  previsto  inicialmente,  sino  que  evidenciaron  una  serie  de  inquietudes  que  amenazaban  con  obstaculizar  el  
proceso.    
Entre   estas   inquietudes   se   encontraba   el   escepticismo   por   las   promesas   incumplidas   en   cuanto   a   la   entrega   de  
los   XO,   sumado   a   una   percepción   generalizada   sobre   su   obsolescencia   y   utilidad   real,   a   una   marcada  
preocupación   por   invertir   esfuerzos   en   un   nuevo   proceso   formativo   en   el   que   "seguramente   serían  
abandonados   otra   vez"   y   a   una   serie   de   capacitaciones   previas   que   carecían   de   un   hilo   conductor   y   que,   en  
algunos  casos,  incluso  habían  dejado  anécdotas  de  maltrato  psicológico  para  los  docentes.      
Por  otro  lado,  la  presencia  del  equipo  de  facilitación  en  las  instituciones  permitió  entender  de  primera  mano  la  
situación   real   de   disponibilidad   de   la   tecnología.     No   todos   los   docentes   contaban   con   computadores   de   uso  
personal  ni  tenían  acceso  a  toda  la  infraestructura  existente   -­‐algunas  salas  eran  de  uso  exclusivo  de  los  grados  
de   secundaria,   por   ejemplo-­‐,   el   acceso   a   proyectores   era   limitado   y   la   mayoría   de   las   aulas   digitales   estaba  
fuera  de  servicio.    Por  su  parte,  la  conectividad  también  era  un  factor  limitante,  a  veces  por  razones  técnicas  y  a  
veces  por  razones  administrativas.    
Este  panorama  hizo  evidente  la  importancia  de  garantizar  el  funcionamiento  de  la  tecnología  existente  como  
condición   de   base   para   iniciar   procesos   de   integración   al   aula,   y   la   necesidad   de   involucrar   de   manera   decidida  
a   los   rectores   y   coordinadores   para   consolidar   una   estructura   de   apoyo   que   permitiera   a   los   docentes  
emprender  nuevos  experimentos.    

5

                                                                                                                       
 El  relato  inicial  de  la  experiencia  que  se  desarrolló  en  Uruguay  se  encuentra  en  Leal  (2011)  

 

 
Para   responder   a   la   situación   existente,   diversos   aspectos   del   contenido   del   taller   tuvieron   que   ser  
replanteados.    Por  un  lado,  se  diseñó  un  abanico  de  posibilidades  de  participación  que  buscaba  reconocer  la  
diversidad   de   habilidades   existente   en   los   docentes   y   mostrar   diversas   alternativas   de   uso   de   los   XO.     Para  
compensar   las   limitaciones   de   conectividad,   en   algunos   casos   las   actividades   propuestas   en   línea   eran   llevadas  
en   formato   impreso   por   el   facilitador,   y   resueltas   en   las   sesiones   de   acompañamiento   presencial.     Teniendo   en  
cuenta  que  no  todos  los  docentes  contaban  con  computadores  y  que  sólo  en  septiembre  se  llevó  a  cabo  una  
entrega   de   XO   para   los   docentes   de   primaria,   las   actividades   y   acciones   de   acompañamiento   se   orientaron  
hacia   la   generación   de   confianza   y   la   construcción   paulatina   de   un   sentido   de   posibilidad   renovado,   que  
permitiera  a  los  docentes  empezar  a  percibir  nuevas  posibilidades  para  su  práctica.              
Aunque  los  objetivos  del  taller  -­‐en  cuanto  al  alcance  temático  o  al  desarrollo  de  habilidades-­‐  no  se  alcanzaron  
de  la  manera  prevista  originalmente,  su  realización  sirvió  para  incidir  de  manera  positiva  en  la  actitud  de  los  
docentes  frente  al  proceso.  En  los  encuentros  presenciales  que  servían  de  cierre  al  taller,  se  observó  un  interés  
renovado   por   la   experimentación   con   la   tecnología   y   un   clima   de   interacción   mucho   más   cordial   que   el  
encontrado  inicialmente,  con  una  camaradería  creciente  entre  los  docentes  y  sus  facilitadores.  A  pesar  de  que  
los   problemas   de   disponibilidad   tecnológica   no   pudieron   ser   resueltos   en   esta   fase,   la   puesta   en   servicio   de   los  
XO  abrió  la  puerta  a  una  nueva  etapa  para  la  población  docente.    
Estudiantes  como  protagonistas    
Como  ha  sido  mencionado,  la  entrega  de  los  XO  fue  una  de  las  prioridades  de  este  período.    Sin  embargo,  al  
completar  los  procesos  de  inventario  y  con  base  en  las  previsiones  de  daños  de  experiencias  como  la  del  Plan  
Ceibal,  se  hizo  evidente  que  no  se  contaba  con  suficientes  dispositivos  como  para  implementar  un  modelo  1:1  
que   permitiera   a   cada   estudiante   de   primaria   llevar   su   dispositivo   a   casa.     También   se   encontró   que   la  
reposición   de   partes   no   sólo   resultaba   muy   costosa,   sino   que   el   modelo   de   XO   con   el   que   se   contaba   en   el  
municipio  estaba  dejando  de  ser  fabricado  por  el  proveedor  de  hardware.      
Estas   condiciones   obligaron   a   definir   una   estrategia   en   la   cual   el   10%   de   los   dispositivos   permanecería  
reservado   para   atender   necesidades   de   reposición   y   cambio,   mientras   que   el   resto   sería   entregado   a   las  
instituciones  educativas.  En  el  esquema  planeado,  los  computadores  no  serían  propiedad  de  cada  estudiante  
sino   que   estarían   a   cargo   de   la   institución   en   cabeza   de   su   rector,   quien   podría   autorizar   su   uso   en   el   hogar  
para   actividades   de   aprendizaje   específicas.     Con   el   fin   de   identificar   las   problemáticas   locales   que   podrían  
estar  ligadas  a  la  entrega  de  computadores  para  uso  personal  de  los  estudiantes,  se  definieron  dos  proyectos  
de  intervención  dirigidos  a  los  estudiantes  de  cuarto  grado,  que  les  permitirían  llevar  un  XO  a  su  hogar.  Este  

 

 
grado  fue  seleccionado  buscando  el  desarrollo  de  una  capacidad  inicial  de  uso  que  pudiera  tener  continuidad  
en  el  grado  quinto.      
Los  estudiantes  vivieron  una  primera  experiencia  en  la  creación  audiovisual  y  sonora  usando  los  XO,  a  través  de  
dos   proyectos   que   construían   sobre   la   experiencia   del   laboratorio   MediaLab   del   departamento   de  
Comunicación   de   EAFIT.     El   primer   proyecto,   denominado   XO   Band,   convocó   a   docentes   y   estudiantes   con  
interés  y  aptitud  musical  a  una  serie  de  talleres  de  uso  de  las  herramientas  sonoras  del  XO,  que   servirían  de  
punto  de  partida  para  la  organización  de  un  concierto  navideño  en  el  cual  participaron  estudiantes  de  todas  las  
instituciones   educativas.     En   el   concierto,   se   combinaron   instrumentos   musicales   convencionales   con   trabajo  
vocal   y   con   los   XO,   permitiendo   a   la   comunidad   educativa   observar   cómo   la   tecnología   podía   integrarse   a  
actividades  de  tipo  artístico.  
Por   otro   lado,   con   los   docentes   de   cuarto   grado   se   adelantó   un   proceso   de   formación   sobre   las   utilidades  
audiovisuales   de   los   XO   y   sobre   los   aspectos   básicos   de   la   grabación   de   video,   el   cual   fue   replicado   con   los  
estudiantes   de   todas   las   instituciones.     Con   estas   herramientas   básicas,   los   estudiantes   llevaron   los   XO   a   sus  
hogares  y  realizaron  producciones  individuales  de  corta  duración,  las  cuales  fueron  valoradas  por  sus  docentes.    
Con   los   productos   seleccionados   por   cada   institución,   se   elaboró   un   documental   titulado   "Itagüí:   un   día,  
muchos  días"6,  el  cual  narraba  un  día  en  la  vida  del  municipio,  visto  desde  la  perspectiva  de  los  niños  y  niñas  de  
cuarto  grado.    El  documental  fue  elaborado  de  manera  distribuida,  permitiendo  a  la  población  acercarse  a  los  
nuevos  dispositivos  a  través  de  una  excusa  diferente,  de  la  mano  de  los  estudiantes.  
En  los  dos  casos,  los  talleres  formativos  eran  realizados  en  EAFIT,  lo  cual  implicó  la  puesta  a  punto  de  logística  
de  transporte  y  alimentación  para  los  estudiantes  participantes,  quienes  en  ocasiones  eran  acompañados  por  
sus   padres   de   familia.   Visitar   el   espacio   físico   de   la   Universidad   tuvo   un   efecto   inesperado   tanto   en   los  
estudiantes  como  en  sus  padres,  quienes  señalaban  que  estar  allí  les  mostraba  que  ir  a  la  universidad  podía  ser  
una   posibilidad   para   sus   hijos,   destacando   además   el   buen   trato   que   percibían   por   parte   de   todo   el   equipo  
humano  del  proyecto.        
Estos   dos   proyectos,   sumados   a   un   evento   de   entrega   simbólica   de   los   XO   a   las   instituciones   en   el   mes   de  
octubre,    sirvieron  para  comunicar  a  la  comunidad  que  la  promesa  de  entrega  de  los  XO  empezaba  a  cumplirse  
finalmente.    En  ese  sentido,  constituyeron  victorias  tempranas  del  proceso.  

6

                                                                                                                       
 Disponible  en  https://www.youtube.com/watch?v=7APHGTR1_q8  

 

 
Infraestructura  tecnológica  
Para   resolver   los   aspectos   indispensables   para   la   puesta   en   operación   de   los   computadores   XO   -­‐muchos   de   los  
cuales   no   habían   sido   considerados   en   la   adquisición   inicial-­‐,     EAFIT   se   apoyó   en   organizaciones   como   la  
Fundación  Marina  Orth,  pionera  en  el  uso  de  los  XO  en  Colombia.  
Una   vez   se   completó   el   proceso   de   entrega   a   cada   institución   educativa,   fue   necesario   activar   los  
computadores   -­‐una   opción   que   anula   las   posibilidades   de   comercialización   de   los   XO   y   reduce   el   riesgo   de  
robo-­‐,  poniendo  a  punto  servidores  de  activación  en  35  de  las  38  sedes  educativas  (una  institución  puede  tener  
más  de  una  sede)  y  realizando  la  actualización  de  las  llaves  de  activación  en  las  11.000  máquinas  existentes.  
Debido   a   que   se   encontraron   limitaciones   importantes   en   la   instalación   eléctrica   de   las   instituciones,   se  
adquirieron   y   entregaron   unas   estaciones   denominadas   aulas   móviles,   que   cumplían   función   de   carga   y  
facilitaban   el   almacenamiento   y   transporte.     Igualmente,   se   iniciaron   adecuaciones   de   conectividad   para  
habilitar  el  servicio  en  espacios  donde  interactuaban  estudiantes  de  básica  primaria.  
También   se   consolidó   un   inventario   general   de   las   aulas   digitales,   que   evidenció   el   gran   deterioro   de   las  
mismas  y  las  muy  diversas  limitaciones  para  su  uso  diario  que  incluían,  por  ejemplo,  pérdidas  recurrentes  de  
periféricos  y  cables  en  algunos  casos  o,  en  otros,  gestión  centralizada  de  los  cables  y  los  lápices  interactivos  por  
parte  de  personas  que  no  siempre  estaban  en  la  institución,  así  como  numerosas  dificultades  ocasionadas  por  
una  mala  instalación  de  los  dispositivos.    
Estos  procesos,  llevados  a  cabo  de  manera  cercana  con  los  equipos  directivos,  pusieron  en  evidencia  no  sólo  
muchos  de  los  temores  existentes  respecto  a  la  llegada  de  nuevos  dispositivos,  sino  la  heterogénea  capacidad  
de   gestión   de   la   tecnología   a   nivel   institucional.     Al   final   del   año   fue   claro   que,   si   esta   capacidad   no   era  
desarrollada,  se  corría  el  riesgo  de  que  los  XO  tuvieran,  en  corto  tiempo,  un  deterioro  similar  al  observado  en  
las  aulas  digitales.  
Las  acciones  desarrolladas  en  las  distintas  líneas,  además  de  permitir  un  rápido  acercamiento  a  la  realidad  del  
municipio   y   de   sus   actores,   sirvieron   como   insumo   para   la   definición   de   un   plan   estratégico   de   largo   plazo.    
Construyendo  sobre  el  trabajo  de  investigación  del  grupo  GIDITIC  en  aprendizaje  ubicuo  (Zea  et  al.,  2013)  y  con  
la  información  generada  por  las  iniciativas  desarrolladas,  se  definió  un  plan  estratégico  marco,  enfocado  en  el  
desarrollo  de  las  capacidades  de  uso  e  integración  de  la  tecnología  por  parte  de  los  diversos  miembros  de  la  
comunidad,   con   miras   a   la   consolidación   de   una   cultura   de   aprendizaje   e   innovación   que   trascendiera   los  
límites  del  aula  y  reconociera  a  la  institución  y  a  la  ciudad  como  espacios  de  experimentación,  aprendizaje  e  
indagación.    
 

 

Un  modelo  multi-­‐dimensional  de  intervención:  el  Plan  Digital  TESO  
El  trabajo  realizado  en  el  segundo  semestre  de  2012  se  consolidó  en  un  documento  estratégico  que  define  un  
horizonte   de   visión   alineado   con   el   Plan   Decenal   de   Educación   del   municipio.   El   documento   propone   que   en   el  
año   2023   "la   comunidad   educativa   del   Municipio   de   Itagüí   ha   apropiado   una   cultura   de   aprendizaje   e  
innovación   con   el   uso   de   las   Tecnologías   de   Información   y   Comunicación   (TIC),   que   hace   posible   la  
transformación  de  los  ambientes  educativos  y  la  creación  de  sueños  y  oportunidades  de  desarrollo  a  lo  largo  de  
la  vida".      Esta  perspectiva  queda  reflejada  en  la  palabra  TESO,  expresión  coloquial  local  usada  para  referirse  a  
alguien  con  conocimientos,  habilidades  o  destrezas  avanzadas  en  algún  área,  que  en  este  contexto  se  traduce  
en  "Transformamos  la  Educación  para  crear  Sueños  y  Oportunidades".    
A   partir   de   esta   visión,   el   Plan   define   como   misión   el   desarrollo   de   capacidades   de   integración   de   las   TIC   en   los  
ambientes  de  aprendizaje,  por  medio  del  desarrollo  de  proyectos  de  investigación,  desarrollo  e  innovación  que  
conviertan  a  las  aulas,  a  las  instituciones  y  a  la  ciudad  en  laboratorios  de  aprendizaje,  indagación,  exploración  y  
experimentación.     Esta   concepción   ampliada   de   los   ambientes   de   aprendizaje   está   en   consonancia   con   el  
fomento   a   una   cultura   del   aprendizaje   y   la   innovación,   que   por   naturaleza   excede   los   límites   del   entorno  
escolar.    
El  horizonte  de  largo  plazo  del  Plan  se  alinea  con  los  períodos  de  gobierno  local,  los  cuales  tienen  una  duración  
de  cuatro  años  y  permiten  definir  tres  grandes  etapas  de  desarrollo:  2013-­‐2015,  2016-­‐2019  y  2020-­‐2023.    Así,  
las  acciones  de  los  últimos  años  constituyen  en  realidad  una  primera  etapa  de  desarrollo  que  sirve  como  punto  
de  partida  para  acercarse  a  la  visión  definida.      
El  modelo  del  Plan  Digital  TESO  define  cuatro  líneas  estratégicas  para  el  desarrollo  de  su  misión:    

Tecnología:   Esta   línea   se   enfoca   en   la   consolidación   de   una   infraestructura   técnica   que   soporte   los  
escenarios  de  aprendizaje  e  innovación  planteados,  enfatizando  la  importancia  de  garantizar  eficiencia,  
usabilidad  y  accesibilidad  en  los  servicios  y  haciendo  posible  aprendizajes  en  el  momento  y  lugar  que  se  
requiera.  

Aprendizaje:   Esta   línea   usa   los   insumos   provistos   por   la   línea   de   I+D+i   para   abordar   el   desarrollo   de  
capacidades   personales   en   todas   las   poblaciones   beneficiarias   del   Plan:   docentes,   directivos,  
estudiantes  y  padres  de  familia,  bajo  la  premisa  de  que  la  consolidación  de  una  cultura  de  aprendizaje  
e   innovación   involucra   una   mirada   holística   alineada   con   las   llamadas   competencias   del   siglo   21  
(Anamiadou   &   Claro,   2009;   The   Partnership   for   21st   Century   Skills,   2009;   Binkley   et   al.,   2010)   y   que  
aprovecha   las   posibilidades   de   aprendizaje   en   todo   momento   y   lugar   para   promover   un   ejercicio  
 

 
responsable  de  la  ciudadanía,  coherente  con  los  retos  actuales.    El  nombre  de  esta  línea  no  es  casual,  
pues  busca  hacer  énfasis  en  el  aprendizaje  -­‐en  un  sentido  amplio-­‐  como  el  fin  último  de  las  acciones  del  
Plan.      

Gestión:   Esta   línea   desarrolla   acciones   que   apuntan   a   la   institucionalización   -­‐a   nivel   escolar   y  
municipal-­‐   de   las   acciones   de   las   otras   líneas,   así   como   al   desarrollo   de   estrategias   que   faciliten   la  
sostenibilidad   del   Plan   en   el   tiempo.     Un   sistema   de   gestión   robusto   apunta   a   la   integración   de   la  
tecnología   como   un   medio   que   facilita   la   transformación   educativa,   empoderando   a   los   actores  
involucrados  para  hacer  uso  efectivo  y  transparente  de  todos  los  recursos  asignados.    

Investigación,   desarrollo   e   innovación   (I+D+i):   Constituye   el   espacio   académico   en   el   cual   se  
aprovecha   la   experiencia   de   diversos   grupos   de   investigación   de   la   Universidad   EAFIT   en   el   diseño   y  
puesta   a   prueba   de   escenarios   diversos   de   innovación   escolar   encaminados   a  transformar   las   aulas,   las  
instituciones  educativas  y  la  ciudad  en  laboratorios  de  indagación,  exploración  y  experimentación.    Esta  
línea   garantiza   que   el   Plan,   a   través   de   sus   miembros,   esté   en   contacto   permanente   con   nuevas  
posibilidades   tecnológicas,   metodológicas   y   pedagógicas   por   medio   de   semilleros   de   investigación,  
pilotos  de  exploración  y  proyectos  demostrativos.    

Los   cuatro   ejes   desarrollan   acciones   coordinadas   para   un   amplio   espectro   de   actores.   Así,   el   uso   de   la  
tecnología   como   apoyo   al   proceso   de   aprendizaje   personal   de   cada   estudiante   conlleva   la   generación   de  
propuestas  que  desarrollen  competencias  transversales  en  espacios  extracurriculares,  que  no  compitan  con  la  
experiencia  educativa  formal  sino  que  la  complementen  y  la  potencien.    Por  su  parte,  la  integración  efectiva  y  
pertinente   de   las   TIC   a   la   labor   de   aula   requiere   el   desarrollo   de   múltiples   áreas   de   competencia   en   los  
docentes,  que  van  más  allá  del  uso  instrumental  y  pedagógico  de  la  tecnología.  Adicionalmente,  la  integración  
requiere   de   directivos   líderes   que   comprendan   el   potencial   estratégico   de   las   TIC   y   abran   la   puerta   a   la  
experimentación.  A  su  vez,  nuevas  prácticas  en  las  instituciones  requieren  de  un  gobierno  local  que  entienda  su  
sentido  y  sea  capaz  de  articularlas  con  las  condiciones  de  calidad  definidas  a  nivel  nacional.          
A   continuación   se   describen   las   acciones   más   sobresalientes   desarrolladas   en   cada   línea   estratégica   en   el  
período  2013-­‐2015.  
Tecnología  
El   diagnóstico   realizado   inicialmente   se   complementó   con   una   caracterización   detallada   de   la   infraestructura  
tecnológica  de  las  instituciones  educativas  del  Municipio,  el  cual  hizo  evidente  que  la  tercera  parte  de  las  sedes  
no  contaba  con  las  condiciones  eléctricas  y  de  cableado  estructurado  necesarias  para  soportar  el  uso  del  alto  
número  de  dispositivos  existente,  incluso  presentando  en  algunos  casos  riesgo  humano.      
 

 
Ante   esta   situación,   la   línea   de   tecnología   se   ha   enfocado   en   la   modernización   de   la   infraestructura   de  
tecnología  de  información  del  municipio,  en  las  siguientes  áreas:  

Equipamiento:  El  municipio  cuenta  con  11.000  computadores  XO,  35  servidores  XS  y  359  aulas  móviles  
en   operación,   así   como   con   49   salas   de   computadores.   Con   alrededor   de   4000   computadores  
adicionales   para   estudiantes   de   secundaria,   se   alcanzó   una   relación   de   2,4   estudiantes   por  
computador.  Por  otro  lado,  en  2014  se  hizo  entrega  de  un  computador  portátil  para  cada  uno  de  los  
docentes  y  desde  2013  los  directivos  cuentan  con  dispositivos  móviles  provistos  por  el  municipio.    En  
cuanto   a   las   aulas   digitales   –en   su   conjunto   de   proyector,   computador   de   escritorio   y   pizarra  
interactiva-­‐,   se   recuperó   el   76%   de   las   522   existentes   pero,   considerando   la   disponibilidad   de   los  
computadores   portátiles   de   los   docentes,   se   destinó   una   parte   de   los   computadores   de   escritorio   a   las  
áreas  administrativas.  Adicionalmente,  algunas  instituciones  decidieron  desmontar  los  proyectores  que  
estaban  fijos  en  los  salones  y  armar  aulas  móviles  que  pueden  transportarse  a  diversos  espacios  de  la  
institución.     Esta   decisión   fue   posible   gracias   a   la   mejora   en   los   procesos   de   gestión   tecnológica   y  
mantenimiento  preventivo,  que  redundan  en  tiempos  de  vida  útil  más  largos.  

Conectividad:   El   diagnóstico   permitió   definir   mínimos   ideales   para   el   ancho   de   banda   en   cada  
institución,   según   las   condiciones   específicas   de   cada   una   de   ellas.   Se   pasó   de   1Mb   de   ancho   de   banda  
a  por  lo  menos  4Mb  en  todas  las  instituciones,  y  se  realizan  pilotos  de  conectividad  de  40Mb  en  seis  
instituciones.    Este  servicio  se  sustenta  en  un  nuevo  anillo  de  fibra  óptica,  que  hace  posible  la  gestión  
del  acceso  a  Internet  por  medio  de  tableros  de  mando  consolidados.    A  pesar  de  lo  anterior,  en  algunas  
instituciones  persiste  el  desafío  de  lograr  una  conectividad  interna  que  permita  hacer  uso  efectivo  del  
ancho  de  banda  mejorado.  

Arquitectura   tecnológica:   El   Plan   ha   estado   al   frente   de   la   definición   de   las   arquitecturas   de  
conectividad,  así  como  de  aplicaciones  y  servicios.    Todos  los  docentes  y  estudiantes  cuentan  con  una  
cuenta   de   correo   institucional,   así   como   con   sistemas   de   repositorios   de   contenidos,   portafolios  
digitales,   gestión   de   aprendizaje   y   una   plataforma   de   red   en   línea   que   soporta   los   procesos   de  
información,  formación  e  interacción  de  las  estrategias  desarrolladas.    Los  servicios  incluyen  también  
canales   de   streaming,   radio   digital   y   el   acceso   a   cursos   masivos   en   línea,   así   como   una   serie   de  
plataformas  de  gestión  documental  que  soportan  la  operación  del  Plan.  

Mesa   de   ayuda:  El  municipio  pasó  de  tener  una  gestión  descentralizada  del  soporte  técnico  a  contar  
con  una  mesa  de  ayuda  encargada  de  la  administración  del  parque  tecnológico  –inventarios,  garantías-­‐,  
que  provee  soporte  telefónico  y  en  sitio,  mantenimiento  preventivo  y  soporte  a  la  plataforma  XO.    

 

 
Con  el  fin  de  consolidar  una  plataforma  sostenible  en  el  tiempo  y  de  mejorar  los  aspectos  de  gobernabilidad  
relacionados,  el  componente  de  tecnología  empezó  a  acompañar  a  los  diversos  proveedores  de  la  Secretaría  de  
Educación,  así  como  a  la  Secretaría  de  Infraestructura  del  municipio,  en  los  procesos  de  adecuación  de  la  planta  
física  -­‐nuevas  construcciones  y  obras  civiles  en  las  instituciones  existentes-­‐  y  adquisición  y  entrega  de  nuevos  
dispositivos.    Esta  acompañamiento  llevó  a  la  Secretaría  de  Infraestructura  del  municipio  a  crear  un  documento  
de  especificaciones  técnicas  de  salidas  eléctricas  y  cableado  estructurado,  que  ahora  sirve  como  referente  para  
cada  una  de  las  intervenciones  realizadas,  según  las  necesidades  educativas  existentes.    Si  bien  los  casos  más  
críticos   han   sido   atendidos,   el   elevado   costo   de   las   adecuaciones   eléctricas   ha   impedido   actualizar   las  
condiciones  de  todas  las  instituciones,  poniendo  de  relieve  un  aspecto  que  con  frecuencia  queda  oculto  en  los  
procesos  de  adquisición  y  entrega  de  dispositivos  tecnológicos.  
Aprendizaje  
La   línea   de   Aprendizaje   ha   abordado   su   labor   enfocándose   en   el   desarrollo   de   capacidades,   por   medio   de  
estrategias  dirigidas  a  docentes,  estudiantes,  directivos  y  padres  de  familia.    
En  el  caso  de  los  docentes,  las  actividades  realizadas  en  2012  evidenciaron  la  enorme  heterogeneidad  de  los  
docentes   en   cuanto   a   sus   competencias   de   uso   e   integración   de   TIC   e,   incluso,   en   sus   conocimientos  
disciplinares  y  habilidades  pedagógicas.    La  experiencia  de  ArTIC  resaltó  la  importancia  de  contar  con  un  plan  
de  formación  de  largo  alcance  que  articulara  escenarios  de  formación  diferenciados  según  las  capacidades  de  
los  docentes.  
Durante   2013,   se   profundizó   en   la   comprensión   de   la   situación   del   municipio   por   medio   de   la   realización   de   un  
estudio   de   necesidades   e   intereses   de   formación   docente   y   la   construcción   de   un   modelo   de   competencias  
armonizado  con  el  definido  por  el  Ministerio  de  Educación  Nacional  en  relación  con  el  uso  de  TIC  (2013).    Este  
modelo  propone  tres  niveles  de  desarrollo  de  competencia  -­‐exploración,  integración  e  innovación-­‐,  alrededor  
de  los  cuales  se  ha  organizado  la  oferta  formativa  del  Plan:  

Las   acciones   del   nivel   de   exploración   incluyen   sensibilización   y   familiarización   con   herramientas   y  
dispositivos  tecnológicos  por  medio  de  microtalleres  desarrollados  en  las  instituciones  educativas  con  
frecuencia  mensual.    Igualmente,  la  participación  en  campamentos  masivos  donde  cada  docente  puede  
elegir   entre   una   oferta   diversa   que   tiene   en   cuenta   sus   diferentes   niveles   de   habilidad   e   interés.   Como  
parte  de  esta  área,  576  docentes  han  sido  certificados  como  ciudadanos  digitales  en  el  marco  de  una  
iniciativa  nacional  liderada  por  el  Ministerio  de  las  TIC.  

El  nivel  de  integración  se  alimenta  de  un  ejercicio  de  exploración  de  la  oferta  de  formación  en  uso  de  
TIC  existente  a  nivel  nacional  e  internacional,  el  cual  permitió  identificar  en  2013  ofertas  pertinentes  y  
 

 
generar   articulación   con   iniciativas   gubernamentales   de   nivel   nacional.     En   este   sentido,   el   Plan   sirve  
como   canal   de   promoción   de   la   oferta   educativa   existente   y   apoya   a   los   docentes   cuando   estos   lo  
consideran   necesario.     Aquí   se   ofrecen   una   serie   de   diplomados   y   cursos   cortos   realizados   tanto   por  
EAFIT  como  por  otras  entidades,  así  como  proyectos  colaborativos  aplicados  a  la  solución  de  problemas  
locales,  que  permiten  a  los  docentes  interesados  profundizar  en  temas  de  su  interés.    

Por   último,   el   nivel   de   innovación   involucra   a   los   docentes   que   se   encuentran   desarrollando  
experiencias   de   largo   alcance,   o   que   han   decidido   profundizar   por   medio   de   programas   de   maestría.  
EAFIT  apoya  de  manera  directa  a  un  grupo  de  24  docentes  que  cursan  una  maestría  en  ingeniería  con  
énfasis   en   uso   de   TIC   en   educación,   y   se   encuentra   iniciando   otro   programa   de   maestría   en  
comunicación   transmedia.   Los   docentes   que   se   encuentran   en   este   nivel   acceden   también   al  
Consultorio   TESO,   concebido   en   2014   como   una   mesa   de   ayuda   pedagógica   para   potenciar   y  
acompañar  las  experiencias  de  innovación  educativa  existentes.  

El  modelo  de  competencias  no  sólo  aborda  los  temas  de  uso  de  TIC,  sino  que  propone  una  mirada  más  global  
alineada  con  la  visión  del  Plan,  la  cual  concibe  al  docente  como  un  gestor  del  aprendizaje,  de  la  innovación  y  
del   desarrollo   cultural.   Este   marco,   en   revisión   permanente,   constituye   el   mapa   de   ruta   de   largo   plazo   para   los  
procesos  de  formación  docente.  
Para  el  caso  de  los  estudiantes,  si  bien  las  acciones  del  Plan  afectan  de  manera  indirecta  a  toda  la  población  
estudiantil,   de   manera   directa   se   ha   impactado   a   más   de   1.900   niños,   niñas   y   jóvenes.   Usando   marcos   de  
competencias  mediáticas  y  de  pensamiento  computacional  como  guías  de  trabajo,  se  ha  avanzado  en  procesos  
de  apropiación  de  lenguajes  audiovisuales,  manejo  de  dispositivos  de  registro  y  herramientas  de  edición,  que  
dieron  continuidad  a  las  iniciativas  puestas  en  marcha  en  2012.    
La  estrategia  de  apropiación  creativa,  dirigida  a  los  estudiantes  de  tercer  y  cuarto  año  de  educación  primaria,  
apunta   a   la   experimentación   con   el   uso   de   la   XO   en   la   producción   musical   y   mutimedial.   Los   estudiantes  
cuentan   con   el   apoyo   de   sus   docentes   y   socializan   sus   logros   a   través   de   conciertos   y   producciones  
audiovisuales.    La  XO  Band,  promovida  inicialmente  por  TESO,  ha  tenido  continuidad  en  algunas  instituciones  
educativas  con  marcada  vocación  artística,  derivando  en  una  XO  Band  municipal  que  no  sólo  hace  uso  de  la  XO,  
sino  que  explora  otros  mecanismos  de  producción  sonora  a  partir  de  interfaces  no  convencionales  –como  los  
dispositivos  Makey  Makey,  por  ejemplo-­‐.  
Como   complemento,   la   estrategia   de   Alfabetización   en   Competencias   Mediáticas   se   enfocó   en   permitir   a   los  
estudiantes  de  secundaria  vivenciar  algunos  procesos  propios  de  los  entornos  laborales  basados  en  medios  de  
comunicación   digital.     Los   ejercicios   de   producción   de   contenidos   textuales,   audiovisuales   y   sonoros   han  
 

 
permitido  a  algunos  estudiantes  descubrir  aptitudes  y  vocaciones  profesionales  puestas  en  juego  desde  2014  
en   equipos   institucionales   llamados   TESO   Media,   los   cuales   apoyan   los   procesos   de   comunicación   interna   y  
externa   de   las   instituciones   educativas   y   se   articulan   con   las   actividades   de   los   Monitores   TESO.   Los   equipos  
TESO  Media  se  coordinan  para  producir  periódicos  digitales  y  alimentar  el  canal  web  y  la  emisora  en  línea  del  
Plan  TESO.    
Tal   como   ocurrió   en   2012,   la   asistencia   a   talleres   y   otros   espacios   de   aprendizaje   en   la   Universidad   EAFIT  
mostró,  como  efecto  inesperado,  el  valor  que  tanto  los  estudiantes  como  sus  padres  daban  a  poder  ingresar  en  
espacios   con   los   cuales   no   habían   tenido   contacto   previo   y   que,   en   algunos   casos,   eran   percibidos   como  
excluyentes.  Tan  sólo  el  impacto  de  la  visita  a  la  Universidad  generó,  en  algunos  niños  y  jóvenes,  interés  por  
proseguir  estudios  de  educación  superior  al  descubrir  que  era  un  territorio  que  tenían  la  posibilidad  de  habitar.    
Por  otro  lado,  debido  a  que  los  procesos  de  formación  ocurren  normalmente  por  fuera  de  la  jornada  escolar,  
los   estudiantes   participantes   han   encontrado   nuevas   formas   de   aprovechar   su   tiempo   libre,   en   acciones   que  
redundan  en  beneficios  institucionales.  
Por  último,  los  padres   de   familia   y   la   comunidad   ampliada  se  han  beneficiado  de  las  acciones  del  Plan  TESO  
por  medio  de  la  participación  en  talleres  realizados  en  las  instituciones  educativas,  liderado  en  la  mayoría  de  
los   casos   por   los   estudiantes,   y   encaminados   a   la   sensibilización,   el   uso   básico   de   herramientas   digitales   y   la  
relación   sobre   el   papel   de   la   tecnología   en   la   educación.     El   Plan   también   ha   realizado   actividades   de  
socialización  en  espacios  públicos  del  municipio,  así  como  charlas  abiertas  sobre  temas  de  uso  responsable  de  
la  tecnología.    
Las  iniciativas  de  la  línea  de  Aprendizaje  hacen  uso  de  la  Red  Educativa  (www.planteso.edu.co)  como  canal  de  
información   e   interacción,   que   fomenta   la   creación   de   comunidades   y   redes   de   docentes.   Sin   embargo,   debido  
al   alto   nivel   de   presencialidad   que   caracteriza   hasta   el   momento   a   las   acciones   del   Plan,   existe   todavía   un  
camino  importante  de  aprovechamiento  de  las  posibilidades  que  ofrece  esta  plataforma.  
Gestión  
Si  bien  el  papel  de  los  directivos  docentes  es  clave  en  cualquier  proceso  de  innovación  educativa,  en  el  caso  de  
la   consolidación   de   una   cultura   de   aprendizaje   e   innovación   su   participación   activa   resulta   esencial.  
Considerando   lo   anterior,   la   línea   de   gestión   se   ha   enfocado   en   el   desarrollo   de   habilidades   de   gestión   del  
cambio  y  cultura  digital,  por  medio  de  una  ruta  de  formación  construida  con  base  en  un  programa  denominado  
TemáTICas   para   directivos,   el   cual   fue   liderado   por   EAFIT   originalmente   en   2008   como   parte   del  
acompañamiento  realizado  al  Ministerio  de  Educación  Nacional.    La  ruta  de  formación  apunta  al  desarrollo  de  

 

 
capacidad  en  el  uso  de  la  tecnología  y  a  la  comprensión  de  los  procesos  propios  de  la  gestión  de  la  tecnología  al  
interior  de  una  institución  educativa.  
El  desarrollo  de  las  habilidades  de  liderazgo  de  los  directivos  ha  sido  abordado  en  profundidad  por  medio  de  la  
participación   de   los   rectores   y   coordinadores   en   los   programas   Rectores   Líderes   Transformadores   y  
Coordinadores   Líderes,   respectivamente.     Estos   programas,   liderados   por   la   fundación   Empresarios   por   la  
Educación   y   gestionados   localmente   (en   todo   el   departamento   de   Antioquia)   con   el   apoyo   de   la   Universidad  
EAFIT,   apuntan   al   desarrollo   de   las   competencias   de   los   directivos   en   áreas   de   gestión   personal,   pedagógica,  
administrativa   y   comunitaria,   con   el   fin   de   repensar   las   relaciones   y   el   liderazgo   institucional   desde   una  
perspectiva  de  desarrollo  personal.  
Además   de   los   procesos   formativos   dirigidos   a   los   directivos,   en   cada   institución   educativa   se   consolidó   un  
equipo   de   gestión   encargado   de   la   formulación   de   un   Plan   Maestro   de   Gestión   de   TIC,   el   cual   define  
lineamientos  para  la  integración  de  las  TIC  en  cada  institución  y  contiene  los  acuerdos  alcanzados  con  respecto  
a   los   objetivos   generales   del   plan,   las   estrategias   de   dinamización   y   gestión   de   los   recursos   tecnológicos   y   la  
inclusión  de  las  TIC  en  los  procesos  curriculares.  Los  equipos  de  gestión  -­‐conformados  por  directivos,  docentes,  
estudiantes,  padres  de  familia  y  otros  miembros  de  la  comunidad-­‐  se  encargan  de  formular  un  Plan  Maestro  
según  las  intenciones  de  los  proyectos  educativos  y  las  condiciones  del  contexto  de  cada  institución,  así  como  
de  liderar  el  desarrollo  y  seguimiento  de  las  acciones  definidas.  La  estructura  organizacional  de  cada  institución  
incide  en  la  definición  de  los  roles  y  funciones  de  cada  equipo  de  gestión.  
Los  equipos  son  apoyados  en  su  labor  por  un  actor  clave  en  el  desarrollo  de  las  acciones  del  Plan.  El  Tutor  TESO,  
miembro  del  equipo  del  Plan  TESO,  realiza  asesoría,  acompañamiento  y  formación  in  situ  en  cada  una  de  las  
instituciones  educativas.    El  rol  del  tutor  tiene  su  origen  en  los  facilitadores  del  taller  ArTIC,  quienes  visitaban  
cada   institución   educativa   durante   un   par   de   horas   en   2012,   y   ha   evolucionado   hasta   convertirse   en   un   equipo  
de   24   profesionales   de   diversas   áreas   con   asignación   de   tiempo   completo,   encargados   de   apoyar   todos   los  
procesos  de  uso,  apropiación  e  integración  de  las  TIC  a  los  procesos  institucionales.      
Otros   de   los   actores   fundamentales   en   el   proceso   de   gestión   de   la   tecnología   en   las   instituciones   son   los  
Monitores  TESO.  En  2013  se  inició  la  conformación  de  equipos  de  estudiantes  voluntarios  de  los  últimos  grados  
del  nivel  secundario  en  cada  una  de  las  instituciones  educativas  quienes,  acompañados  por  un  docente  líder,  
tienen   responsabilidad   sobre   la   administración   de   los   recursos   tecnológicos   de   la   institución,   apoyan   las  
actividades   de   uso   y   apropiación   por   parte   de   los   docentes   y   estudiantes,   y   se   encargan   del   cubrimiento   de   las  
actividades  escolares  a  través  de  medios  digitales.      

 

 
Más   de   500   estudiantes   integran   actualmente     los   equipos   de   Monitores   TESO.   Como   parte   de   su   labor  
aprenden  sobre  uso  básico,  reparación  y  mantenimiento  de  los  computadores  XO,  desarrollan  habilidades  de  
narración   audiovisual   y   reportería   digital,   solucionan   problemas   técnicos   básicos   de   las   aulas   digitales   y  
participan   de   eventos  estudiantiles   locales   y   nacionales.   Las   estrategias   desarrolladas     desde   esta   iniciativa   han  
derivado   en   nuevos   proyectos   en   algunas   instituciones:   descansos   pedagógicos   en   los   que   los   estudiantes  
pueden  usar  de  manera  libre  dispositivos  en  préstamo,  programas  internos  para  la  formación  de  estudiantes  
de   primaria   como   monitores   y   apoyo   en   la   realización   de   actividades   de   evaluación   de   aprendizaje   usando  
dispositivos  de  respuesta  inmediata,  entre  otros.  
Con   el   fin   de   poner   en   marcha   procesos   de   transferencia,   el   Plan   TESO   ha   avanzado   en   la   sensibilización   y  
formación  a  funcionarios  de  la  Secretaría  de  Educación  municipal,  buscando  un  desarrollo  permanente  de  sus  
capacidades  de  apoyo,  articulación  y  seguimiento  al  desarrollo  de  las  acciones  del  Plan.    Los  funcionarios  de  la  
Secretaría   tienen   una   participación   cada   vez   más   activa   en   las   actividades   de   formación   con   los   diversos  
públicos  del  Plan,  lo  cual  les  permite  no  sólo  comprender  y  vivir  de  primera  mano  el  sentido  de  las  acciones  
realizadas,  sino  construir  otro  tipo  de  relaciones  con  los  directivos  y  docentes  del  municipio.    En  relación  con  lo  
anterior,  en  esta  línea  se  incluyen  acciones  de  articulación  con  aliados  que  contribuyan  a  la  sostenibilidad  del  
Plan  y  la  gestión  que  permita  su  inclusión  en  la  política  pública  local.  
Finalmente,   las   acciones   de   esta   línea   incluyen   un   componente   de   evaluación,   encargado   del   seguimiento   y  
monitoreo   de   las   primeras   etapas   del   Plan,   así   como   de   la   definición   de   indicadores   e   instrumentos   de  
evaluación  de  resultados  e  impacto.    Uno  de  los  grandes  retos  de  este  componente  es  dar  cuenta  de  resultados  
emergentes  que  no  podían  ser  previstos  en  las  primeras  etapas  de  ejecución  del  Plan  y  articularlos  con  otros  
mecanismos  de  evaluación  existentes  a  nivel  municipal  y  nacional.  
Investigación,  desarrollo  e  innovación  (I+D+i)  
La   labor   de   este   componente   se   desarrolla   en   cuatro   frentes   principales.   El   primero   reconoce   al   grupo   de  
investigadores  participantes  como  protagonista  en  el  diseño  de  los  planes  de  acción  que  se  ejecutan  año  tras  
año,   a   partir   del   análisis   de   resultados   y   de   comprensiones   teóricas   enriquecidas   con   la   práctica.   Lo   anterior   ha  
permitido  no  solo  la  adaptación  de  diversas  experiencias  previas  al  contexto  de  Itagüí,  sino  la  puesta  en  marcha  
de  propuestas  exploratorias  diseñadas  para  el  contexto  específico  del  municipio,  en  línea  con  los  objetivos  del  
Plan.    
El   equipo   de   investigadores   contribuye   con   la   identificación,   definición   y   revisión   de   orientaciones  
conceptuales,   técnicas   y   metodológicas,   articula   la   labor   de   estudiantes   de   pregrado   y   posgrado   con   las  
acciones  desarrolladas  y  pone  al  servicio  del  Plan  sus  redes  de  contactos  profesionales  y  académicos.    La  labor  
 

 
de   conceptualización   y   diseño   no   se   limita   sólo   a   los   planes   de   acción,   sino   que   se   mantiene   a   lo   largo   del  
tiempo  por  medio  de  asesoría  permanente  a  los  equipos  de  ejecución,  según  las  necesidades  de  cada  línea  de  
trabajo.   Así,  las  acciones  de  los  demás  componentes  del  Plan  son  resultado  directo  del  trabajo  permanente  de  
este  primer  componente.    
El   segundo   frente   del   componente   de   I+D+i   corresponde   al   trabajo   con   laboratorios   y   semilleros   de  
investigación,  de  los  cuales  forman  parte  docentes  y  estudiantes  de  las  instituciones  educativas  y,  en  algunos  
casos,  padres  de  familia.  El  Plan  ha  apoyado  de  manera  directa  la  consolidación  de  semilleros  en  temas  como  
Transmedia  Educativa,  uso  de  TIC  en  Necesidades  Educativas  Especiales  y  Robótica  Educativa,  entre  otros.    
Los  semilleros  realizan  procesos  de  formación  en  investigación,  consolidación  de  lenguaje  común  y  apropiación  
de  herramientas  tecnológicas.    Los  miembros  de  los  semilleros  analizan  la  situación  del  municipio  en  relación  
con   sus   temas   de   interés,   elaboran   productos   demostrativos   y   exploran   usos   pedagógicos   de   la   tecnología,  
algunos   de   los   cuales   son   luego   transferidos   a   la   práctica   de   otros   docentes.     Desde   estos   ámbitos   se   han  
abierto  nuevos  espacios  de  exploración  que  formalizan  los  intereses  de  la  comunidad  educativa  del  municipio,  
sumando  ya  36  grupos  en  todo  el  municipio.  
En  complemento  a  lo  anterior,  se  ha  aprovechado  la  iniciativa  de  puntos  Vive  Digital  Plus  del  Ministerio  de  las  
TIC  para  avanzar  en  la  consolidación  de  una  red  de  laboratorios  de  experimentación,  producción  de  contenidos  
y   emprendimiento   que   articulan   acciones   con   la   sede   física   del   Plan   en   el   municipio,   la   cual   es   denominada  
CityLab.   Este   es   un   espacio   abierto   a   la   comunidad   educativa   para   el   desarrollo   de   procesos   de   aprendizaje  
informal   y   la   exploración   de   nuevas   tecnologías,   como   la   impresión   3D,   los   dispositivos   de   interacción   no  
convencional,  etc.  
El   tercer   frente,   que   se   ha   consolidado   desde   2013,   está   dedicado   a   promover   y   divulgar   los   esfuerzos   e  
iniciativas  existentes  en  el  municipio.    El  Plan  ha  apoyado  la  realización  de  ferias  de  ciencia  y  tecnología  en  las  
instituciones   educativas,   así   como   la   realización   de   encuentros   municipales   de   investigación   estudiantil.  
También  ha  avanzado  en  la  identificación  de  experiencias  y  prácticas  exitosas  de  docentes  y  estudiantes,  y  ha  
contribuido  con  su  difusión  en  eventos  nacionales  e  internacionales.    
TESO  también  ha  promovido  el  intercambio  de  experiencias  locales,  poniendo  énfasis  especial  en  el  valor  y  la  
importancia  de  los  esfuerzos  desarrollados  por  los  docentes  del  municipio.    Desde  2013  se  realiza  anualmente  
un  evento  llamado  ‘Encuentro  TESO  de  Investigación  e  Innovación  Educativa’,  que  ha  servido  como  excusa  para  
dar  visibilidad  a  las  diferentes  experiencias  de  índole  pedagógica  y  social  que  involucran  el  uso  de  TIC  y  que  son  
adelantadas   por   las   instituciones   educativas.     En   este   evento   se   han   socializado   –hasta   2014-­‐   alrededor   de   100  
experiencias   mediante   formatos   magistrales   masivos   que   han   llevado   a   sus   protagonistas   a   fortalecer   sus  
 

 
habilidades  de  comunicación  y  presentación.  Para  el  2015,  se  avanza  en  la  documentación  de  las  experiencias  
docentes   desarrolladas   desde   2012   en   múltiples   formatos.     El   archivo   de   la   primera   etapa   de   acciones   quedará  
disponible  para  la  comunidad  educativa  a  través  del  sitio  web  del  Plan7.  
De   manera   similar,   TESO   ha   puesto   en   marcha   eventos   en   los   cuales   la   comunidad   del   municipio   no   sólo   se  
convierte  en  protagonista  sino  que  asume  el  papel  de  liderazgo  en  la  realización  de  las  actividades  del  evento.    
En   2015   se   llevó   a   cabo   un   encuentro   denominado   ‘Maestros   que   inspiran’,   en   el   que   tanto   docentes   del  
municipio   como   funcionarios   de   la   Secretaría   de   Educación   estuvieron   encargados   de   la   coordinación  
simultánea  de  36  aulas  en  las  cuales  se  reunieron   docentes   y   directivos   para   compartir   experiencias   de   todo  
tipo,   con   apoyo   logístico   de   parte   del   equipo   del   Plan   TESO.     El   evento   buscaba,   entre   otras   cosas,   poner   a  
prueba  la  capacidad  existente  e  iniciar  procesos  de  transferencia  de  conocimiento  hacia  el  municipio.  
El  cuarto  frente  de  trabajo  corresponde  a  la  sistematización  de  experiencias  de  innovación  educativa  de  gran  
escala   que   están   siendo   implementadas   en   el   municipio.     A   instancias   de   la   Secretaría   de   Educación,   varias  
instituciones   educativas   iniciaron   en   2014   la   implementación   de   modelos   educativos   no   convencionales,   uno  
enfocado   en   el   desarrollo   de   la   autonomía   del   estudiante   por   medio   de   planes   de   estudio   personalizados,   otro  
dedicado  a  la  consolidación  de  comunidades  de  aprendizaje  mediante  metodologías  de  aprendizaje  dialógico.  
Si  bien  estas  no  son  iniciativas  lideradas  por  el  Plan  TESO,  el  papel  que  este  último  juega  en  el  municipio  lo  ha  
perfilado  como  un  socio  natural  tanto  para  los  temas  de  provisión  tecnológica  como  para  el  acompañamiento  
en  los  procesos  de  sistematización.    
Vale  la  pena  detenerse  un  momento  en  este  aspecto,  pues  la  visión  de  largo  plazo  que  define  la    orientación  
del   Plan   constituye   uno   de   los   factores   que   le   ha   permitido,   con   el   paso   del   tiempo,   trascender   el   papel  
habitual  que  juegan  los  proyectos  de  integración  de  TIC  en  educación.    La  obligación  de  “consolidar  una  cultura  
del   aprendizaje   y   la   innovación”   no   define   una   propuesta   metodológica   específica   ni   compite   con   otras  
experiencias  en  curso.    La  mirada  integral  del  Plan  le  ha  permitido,  por  el  contrario,  dejar  de  ser  un  operador  
más  en  el  municipio  para  convertirse  en  un  aliado  permanente  que  acompaña  a  las  comunidades  educativas  en  
la  identificación  de  oportunidades  y,  en  general,  en  la  realización  de  sus  sueños  institucionales.  

7

                                                                                                                       
 http://www.planteso.edu.co  

 

 

Aspectos  clave  del  Plan  
De  las  actividades  desarrolladas  hasta  el  momento  por  el  Plan  Digital  TESO,  se  desprenden  algunas  ideas  que  
constituyen   pistas   relevantes   para   el   diseño   y   la   ejecución   de   proyectos   de   integración   de   TIC   en   la   región.      
Entre  ellas  se  encuentran:  
-­‐

 

Un   horizonte   de   largo   plazo:   Contar   con   una   visión   para   2023   hace   que   el   Plan   no   esté   enfocado  
solamente   en   el   desarrollo   de   capacidades   para   el   momento   actual,   sino   en   la   consolidación   de   una  
cultura   del   aprendizaje   y   la   innovación   con   el   uso   de   TIC   en   el   largo   plazo.     Esto   permite   que   las  
acciones  desarrolladas  se  proyecten  como  pasos  de  un  proceso  -­‐en  lugar  de  intervenciones  puntuales  
sin  relación  alguna-­‐  y  abre  la  puerta  a  la  construcción  de  relaciones  que  exceden  el  contenido  técnico.  

-­‐

Foco  en  las  relaciones:  El  Plan  pone  en  juego  las  relaciones  interpersonales  como  un  factor  decisivo  en  
la  generación  de  capacidades  en  las  poblaciones  beneficiarias.    Aspectos  que  impactan  la  motivación  y  
la  actitud  de  los  participantes  -­‐como  el  buen  trato,  la  confianza  mutua,  la  construcción  de  un  sentido  
de   capacidad   y   de   posibilidad,   la   experimentación   como   condición   para   el   mejoramiento-­‐   son  
denominador  común  en  las  diversas  intervenciones  realizadas.    

-­‐

Intervención   coordinada   con   todos   los   actores   del   municipio:     Los   programas   de   integración   de   TIC  
suelen   estar   enfocados   bien   sea   en   la   dotación   tecnológica,   en   la   formación   de   docentes,   o   en   la  
realización  de  proyectos  demostrativos  con  estudiantes.    En  el  caso  del  Plan  Digital  TESO,  se  trata  de  
una   iniciativa   que   involucra   a   todos   estos   actores   e   incluye   además   a   los   directivos   docentes,   a   los  
padres   de   familia   e   incluso   a   los   funcionarios   de   la   Secretaría   de   Educación   municipal.     Aunque   un  
abordaje   coordinado   ayuda   tanto   a   los   gestores   como   a   los   beneficiarios   para   encontrar   conexiones  
inesperadas,   al   mismo   tiempo   constituye   un   reto   importante   en   la   gestión   y   coordinación   de   los  
equipos  de  trabajo.  

-­‐

Aprovechamiento   de   sinergias:   En   línea   con   el   punto   anterior,   gracias   a   que   la   intervención   es  
simultánea   y   coordinada,   es   posible   identificar   y   aprovechar   sinergias   entre   los   distintos   actores.   Por  
ejemplo,  directivos  que  entienden  el  problema  de  la  infraestructura  desde  una  perspectiva  estratégica  
y   que   empiezan   a   comprender   las   implicaciones   y   desafíos   pedagógicos   del   uso   de   la   tecnología;  
apropiación  y  cuidado  de  la  infraestructura  por  parte  de  las  poblaciones  beneficiarias  (Monitores  TESO,  
TESO   Media);   participación   de   diversos   actores   en   proyectos   y   actividades   colaborativas   (Semilleros,  
equipos  de  gestión),  etc.    

-­‐

Reflexión  permanente:  La  presencia  de  un  componente  de  investigación,  desarrollo  e  innovación,  que  
vincula   intereses   de   diversos   grupos   de   investigación   establecidos,   hace   que   las   líneas   de   acción   se  
retroalimenten   no   sólo   con   sus   resultados   inmediatos,   sino   con   perspectivas   conceptuales   amplias   que  
 

 
las   cuestionan   y   potencian.   En   lugar   de   la   ejecución   de   programas   de   formación   puntuales,   se  
producen  ciclos  de  observación  y  creación  iterativa  que  reflejan  principios  del  pensamiento  de  diseño.  
-­‐

Mejoramiento   continuo:   La   perspectiva   de   largo   plazo   del   Plan   permite   que   las   orientaciones   de   las  
líneas   de   acción   sean   revisadas   y   adaptadas   en   función   de   las   capacidades   que   van   siendo   generadas   y  
de   las   estrategias   metodológicas   que   han   funcionado   de   manera   exitosa.     Las   acciones   del   Plan   son  
construidas   de   manera   iterativa,   considerando   la   realidad   cambiante   de   las   poblaciones   que  
intervienen  y  los  derroteros  de  futuro  definidos.  

Perspectivas  
En   2015,   el   Plan   Digital   TESO   completa   una   primera   etapa   de   ejecución,   en   tránsito   hacia   el   logro   de   la   visión   y  
los   objetivos   planteados   para   2023.   Si   bien   en   esta   primera   etapa   se   han   logrado   avances   importantes   en  
relación   con   la   situación   encontrada   en   2012,   es   claro   que   todavía   resta   mucho   por   hacer:   desde   la  
modernización  de  la  infraestructura  eléctrica  de  la  mayoría  de  las  instituciones  y  la  reposición  de  dispositivos  
cuando  lleguen  al  límite  de  su  vida  útil,  hasta  el  desarrollo  continuo  de  las  habilidades  de  docentes  y  directivos,  
la  puesta  en  marcha  de  protocolos  de  inducción  a  nuevos  docentes  y  la  localización  y  prueba  de  innovaciones  
provenientes  de  otros  lugares.    
La   continuidad   de   los   procesos   iniciados   para   avanzar   hacia   una   cultura   del   aprendizaje   y   la   innovación  
constituye,   en   esta   medida,   uno   de   los   desafíos   más   grandes   para   el   municipio   de   Itagüí.   Si   bien   las  
características   de   la   intervención   han   permitido   el   desarrollo   de   una   capacidad   institucional   importante,   el  
apoyo   del   gobierno   local   sigue   siendo   un   factor   decisivo.   Por   esta   razón,   las   elecciones   municipales   de  Octubre  
de   2015   serán   un   momento   clave   para   observar   el   impacto   de   la   situación   política   del   municipio   en   el  
panorama  del  Plan.    
Por   otro   lado,   en   el   último   año   diversas   organizaciones   –públicas   y   privadas,   del   ámbito   nacional   e  
internacional-­‐  han  valorado  de  manera  muy  positiva   las  visitas  que  han  realizado  a  las  instituciones  educativas  
del  municipio  y  los  cambios  que  perciben  en  el  relato  y  habilidades  de  los  públicos  beneficiados.    Aunque  todas  
las  instituciones  del  municipio  están  llenas  de  historias  y  anécdotas  que  dan  cuenta  del  papel  que  el  Plan  ha  
jugado   en   los   últimos   años,   uno   de   los   grandes   retos   para   el   cierre   de   esta   etapa   es   realizar   un   balance  
cuidadoso   de   los   resultados   obtenidos   hasta   el   momento.   Este   balance,   a   su   vez,   permitirá   identificar   los  
factores   críticos   y   de   mayor   impacto   en   el   desarrollo   del   proyecto   –en   cuanto   a   tipo   de   intervenciones,  
formatos,   actores,   etc.-­‐,   lo   cual   resulta   indispensable   para   abordar   eventuales   réplicas   o   escalamiento   de   la  
experiencia.      
 

 
Si  bien  es  clara  la  dificultad  de  contar  con  condiciones  similares  a  las  que  ha  disfrutado  el  Plan  TESO  desde  su  
inicio,  existe  el  interés  por  parte  de  organismos  como  el  Ministerio  de  Educación  de  Colombia  y  el  International  
Development  Research  Centre   (IDRC)  de  Canadá   en  apoyar  la  identificación  de  los  factores  clave  que  puedan  
ser  transferidos  al  nivel  nacional  y  regional,  llevando  a  cabo  pilotos  de  transferencia  que  permitan  verificar  las  
hipótesis  que  surjan  del  análisis  de  la  experiencia  desarrollada  hasta  el  momento.    
Este  panorama  requerirá  otros  enfoques  metodológicos  y  organizacionales,  que  permitan  entender  cuáles  son  
los  pasos  que  permiten  avanzar  hacia  una  cultura  del  aprendizaje  y  la  innovación  que  hace  uso  inteligente  de  
las   TIC   en   una   escala   nacional,   con   laboratorios   de   experimentación   distribuidos   geográficamente   y   procesos  
de   desarrollo   profesional   que   aprovechen   y   fortalezcan   las   redes   humanas   a   nivel   local,   nacional   e  
internacional.  
El   reto   es   enorme.   Así   como   lo   es   la   necesidad   de   trascender   el   discurso   y   lograr   que   la   tecnología   se   convierta  
en  un  aliado  que  revitalice  el  rol  de  la  escuela  en  la  transformación  de  las  vidas  de  las  poblaciones  que  más  lo  
necesitan,  para  crear  sueños  y  oportunidades  de  desarrollo  y  aprendizaje  que  nos  permitan  abordar  de  manera  
efectiva  las  desafiantes  problemáticas  locales  y  globales  del  presente  y  del  futuro.  

Referencias  
Anamiadou,  K.,  &  Claro,  M.  (2009).  21st  century  skills  and  competences  for  new  millennium  learners  in  OECD  
countries  (No.  41).  OECD.  Retrieved  from  http://dx.doi.org/10.1787/218525261154  
Binkley,   M.,   Erstad,   O.,   Herman,   J.,   Raizen,   S.,   Ripley,   M.,   &   Rumble,   M.   (2010).   Defining   21st   century   skills  
(Draft   White   Paper).   The   University   of   Melbourne.   Retrieved   from   http://atc21s.org/wp-­‐
content/uploads/2011/11/1-­‐Defining-­‐21st-­‐Century-­‐Skills.pdf  
Leal,  D.  (2011).  Ambientes  Personales  de  Aprendizaje  en  el  desarrollo  profesional  docente.  In  El  modelo  Ceibal:  
Nuevas  tendencias  para  el  aprendizaje  (pp.  139–165).  Montevideo,  Uruguay:  Centro  Ceibal  -­‐  ANEP.  
Ministerio  de  Educación  Nacional.  (2013).  Competencias  TIC  para  el  desarrollo  profesional  docente.  Retrieved  
from  http://www.colombiaaprende.edu.co/html/micrositios/1752/articles-­‐318264_recurso_tic.pdf  
The   Partnership   for   21st   Century   Skills.   (2009,   December).   P21   Framework   Definitions.   Retrieved   from  
http://p21.org/storage/documents/P21_Framework_Definitions.pdf  
Zea,  C.,  Atuesta,  M.  del  R.,  Villegas,  G.,  Toro,  P.,  Nicholls,  B.,  &  Foronda,  N.  (2005,  September).  Hacia  un  Modelo  
de   formación   continuada   de   docentes   de     educación   superior   en   el   uso   pedagógico   de   las   Tecnologías   de  
Información  
y  
 
comunicación.  
Cuadernos  
de  
Investigación,  
(35).  
Retrieved  
from  
http://www.eafit.edu.co/NR/rdonlyres/756D0745-­‐5BB2-­‐4368-­‐923F-­‐B2624C631E51/0/Cuaderno35.pdf  
Zea,  C.,  Lalinde,  J.,  Aguas,  R.,  Toro,  P.,  &  Vieira,  C.  (2013).  TAG :Introduction  to  an  Ubiquitous  Learning  Model  to  
Assess  the  Ubiquity  Level  in  Higher  Education  Institutions.  Ubiquitous  Learning:  An  International  Journal,  5(1),  
1–15.  
 
 

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful