Está en la página 1de 8

Estudio de la Estabilidad de hoyo y Cálculo de la Ventana de Lodo de Perforación a partir de Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

Jusmell Graterol*, Universidad Simón Bolívar, Franklin Ruiz, Universidad Central de Venezuela y Milagrosa Aldana, Universidad Simón Bolívar

Resumen

La perforación de un hoyo cilíndrico y la penetración de fluidos de perforación en la formación causan fenómenos físicos y químicos que afectan la estabilidad del pozo, tales como: el fracturamiento hidráulico, cizallamiento, deformación plástica y pérdida de fluido de perforación, los cuales pueden generar un colapso o derrumbe del hoyo. Es por ello, que se estudian dichos fenómenos para buscar la forma de compensar la alteración de las propiedades in situ con el peso del lodo de perforación.

El área de estudio corresponde a una estructura ubicada

dentro de la Cuenca Oriental de Venezuela, al norte del estado Monagas, con actividad tectónica y gran

complejidad estructural. El pozo 1 atravesó las formaciones Morichito, Querecual, Chimana, El Cantil y Barranquin, con las litologías características de cada una de dichas formaciones, pero se encontró una litología diferente a los 8500 pies, aproximadamente, llamada por las personas que realizaron el análisis, conglomerados rojos, los cuales presentan contenido de hematina diseminado en granos.

Summary

 

Metodología

La perforación de un hoyo cilíndrico y la penetración de fluidos de perforación en la formación causan fenómenos físicos y químicos que afectan la estabilidad del pozo, tales como: el fracturamiento hidráulico, cizallamiento,

Introducción

Este estudio se realizó mediante el uso de relaciones experimentales para el cálculo de esfuerzos “in situ” y resistencia de roca considerando valores de ángulo de fricción interna y factor de Biot constantes.

deformación plástica y pérdida de fluido de perforación, los cuales pueden generar un colapso o derrumbe del hoyo. Es

Edición de los Datos

por ello, que se estudian dichos fenómenos para buscar la forma de compensar la alteración de las propiedades in situ con el pes o del lodo de perforación.

Todos los cálculos geomecánicos se realizan con respecto a la vertical. sin embargo, debido a que los pozos perforados no son completamente verticales, es decir, poseen ángulos de desviación respeto a la vertical, las profundidades

Al perforar un pozo estamos alterando el equilibrio de los

presentes en los registros de pozo no son las reales; entonces es necesario calcular la profundidad vertical

esfuerzos

que prevalecen

en

toda

la columna de

roca

atravesada. Para compensar este desequilibrio se usa el lodo de perforación con densidad variable con la profundidad. Si la presión de lodo no es adecuada y las formaciones no son lo suficientemente resistentes, las paredes del pozo colapsarán creando problemas de encogimiento o ensanchamiento del hoyo, lo cual causaría

posibles atascamientos del equipo de perforación. Por otro lado, si la presión de lodo es muy alta, se puede llegar a fracturar la formación y tener problemas de pérdidas de circulación. A partir de los cálculos de las propiedades

verdadera, TVD, a partir de los registros de desviación del pozo.

En los gráficos con las proyecciones de las trayectorias seguidas por el Pozo 1, en dirección Norte – Sur y Este – Oeste, se observa que el pozo se pueden considerar prácticamente vertical, ya que la desviación máxima es pequeña (300-500 pies / 17000 pies) con respecto a la profundidad total del pozo.

geomecánicas

de

las

rocas

se

pueden

predecir

estas

Ya que los registros están referenciados a la mesa rotatoria y no todas las herramientas son corridas desde la superficie

situaciones y diseñar correctivos para las mismas.

hasta profundidad final, fue necesario completar los

El estudio presentado a continuación tuvo como objetivo principal determinar y analizar las propiedades mecánicas de la columna de roca atravesada por un pozo, con la finalidad de calcular la ventana del peso del lodo de perforación necesario para evitar los derrumbes y analizar

registros en la medida de lo posible desde la profundidad inicial de la primera corrida hasta Z = 0. Los registros completados fueron: RHOB a partir de la relación de Gadner y el sónico a partir de los datos de VSP para la onda compresional y la velocidad de la onda de cizalla se obtuvo mediante la relación de Castagna.

otros

fenómenos

físicos

observados al perforar dichos

pozos.

Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

Evaluación Geomecánica

Para realizar el cálculo de la ventana de lodo de perforación

es necesario estimar

las propiedades mecánicas que rigen

el comportamiento de las rocas y los esfuerzos a los que

éstas están sometidos, tales como: módulos elásticos, esfuerzos in situ y resistencia de la roca.

En las figura 1 se muestran las variaciones del diámetro del hoyo con la profundidad para el Pozo 1. En ésta puede observarse que la mayor deformación del hoyo ocurre en el miembro superior de los conglomerados tipo I, entre 10000 y 12000 pies.

Cáliper - Pozo 1

Profundidad (ft)

4000 0.8 0.4 0 -0.4 Radio del Hoyo (m) 18000 16000 14000 12000 10000 8000 6000
4000
0.8
0.4
0
-0.4
Radio del Hoyo (m)
18000
16000
14000
12000
10000
8000
6000
se tienen datos
2000
0
Conglomerados Rojos Tipo III
Conglomerados Rojos Tipo II
Conglomerados Rojos Tipo I
Fm. Barranquin
Fms. Chimana / El cantil
Fm. Querecual
Fm. Morichito
Fms. Mesa / Las Piedras
En esta zona no

Fig. 1 Registro Cáliper del Pozo

Cálculo del Vsh

El Vsh se define como la fracción volumétrica de arcilla por volumen total de roca, la cual puede ser calculada a

través del índice de rayos gamma (IGR). Este índice puede ser obtenido a partir de los datos de perfil de rayos gamma,

suponiendo que hay ausencia de cualquier otro mineral radioactivo fuera de lutitas y arcillas. Los registros fueron separados por zonas y para cada una de ellas se definió la línea base de arenas y lutitas.

IGR =

(

GR

-

GR

cl

)

(

GR sh

-

GR

cl

)

En

la

figura

2

se presenta el

porcentaje de arcilla

por

formación para el Pozo 1. El Vsh estimado se aproxima al

observado con muestras de canal y difracción de Rayos X. Se puede observar que los cambios más significativos de

Vsh coinciden con algunos de los topes formacionales establecidos.

Al comparar el contenido de arcilla con el registro cáliper, se pudo concluir que los derrumbes están ubicados en la zona de conglomerados rojos no definidos, la cual presenta un mayor volumen de arcilla que las areniscas que suprayacen e infrayacen a esta zona. Se observa una reducción del diámetro del hoyo, asociada a una deformación plástica característica de una zona arcillosa en ausencia de efectos químicos.

Arcillosidad de la formación - Pozo 1 Vsh 0 0.2 0.4 0.6 0.8 1 0 2000
Arcillosidad de la formación - Pozo 1
Vsh
0
0.2
0.4
0.6
0.8
1
0
2000
4000
6000
8000
Fms. Mesa / Las Piedras
10000
Fm. Morichito
Fm. Querecual
Fms. Chimana / El Cantil
12000
Fm. Barranquin
Conglomerados Rojos
Topes Formacionales
14000
16000
18000
Profundidad (ft)

Fig. 2 Fracción volumétrica de arcilla para cada formación

Módulos Elásticos

En un material isotrópico y linealmente elástico, los esfuerzos y deformaciones están relacionados por la ley de Hooke, utilizando módulos elásticos.

Los módulos elásticos se miden generalmente utilizando experimentos de cizalla y compresión (deformación estática) o propagación de ondas elásticas (deformación dinámica). En este estudio los módulos elásticos calculados fueron los dinámicos, utilizando las velocidades de ondas

sónicas y la densidad volumétrica.

Módulo de volumen: si la deformación es un simple cambio en el volumen

K

d

(

z

)

=

(

1.3474 10

x

- 8

* r

(gr

/

cc )

*

V

2

p

(pie s))

/

-

4 / 3m

(MPSI)

Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

Módulo de cizalla:

si

este cambio tiene

una dirección

angular, es

decir,

no

es

en

dirección

de

los

ejes

de

referencia, implica cambio de forma

m

d

(

z

)(

)

MPSI =

[

r

(

gr

/

cc

)

*

V

2

s

(

pie

/

s

)]

*1.3474 10 -

x

8

Módulo de Poisson: indica cuánto se dilata el sólido en un eje con respecto a la contracción sufrida en el otro eje al estar bajo un estado de esfuerzo uniaxial.

n

d

(

z

)

=

- 2

V

p

(

2 V

V

s

)

2

p

-

V

s

2

(

2

2

)

Módulo de Young: está definido como la relación entre el esfuerzo uniaxial aplicado y la deformación sufrida a lo largo del eje de aplicación del esfuerzo

E

d

( )

z

=

2

m

d

(

z

)(1

+n

d

(z))

En la figura 3 se muestran los módulos elásticos determinados desde la superficie hasta profundidad final del pozo. Se puede observar la existencia de una región poco consolidada, desde la superficie hasta el tope de las formaciones Chimana – El Cantil, donde todos los módulos elásticos muestran un incremento abrupto y luego sólo aumentan ligeramente con la profundidad a excepción del módulo de Poisson que disminuye. Esto evidencia el aumento de la resistencia de la roca y la consolidación de la misma con la profundidad.

El Pozo presenta un cambio abrupto de los módulos elásticos en la parte basal, del miembro superior de las zonas de conglomerados rojos. Esto evidencia la presencia de una zona mucho más resistente, rígida y difícilmente deformable. Al observar el registro cáliper de dicho intervalo, se puede notar que este intervalo es el único que no se encuentra derrumbado.

Módulos Elásticos versus Profundidad - Pozo 1

Profundidad (ft)

Fms. Mesa Las Piedras Fm. Morichito Fm. Querecual Fms. Chimana / El cantil Fm. Barranquin Conglomerados
Fms. Mesa
Las Piedras
Fm. Morichito
Fm. Querecual
Fms. Chimana /
El cantil
Fm. Barranquin
Conglomerados
Rojos Tipo I
Conglomerados
Rojos Tipo I
Conglomerados
Rojos Tipo III
0
2000
4000
6000
8000
10000
12000
14000
16000
18000
Módulo de Young
Módulo de Cizalla
Incompresibilidad
Topes Formacionales
Módulo de Poisson
Módulos (MPSI)
0
2
4
6
8
10
12
14
16
-0.5
-0.3
-0.1
0.1
0.3
0.5
Módulo de Poisson

Fig. 3 Módulos elásticos dinámicos calculados a partir de registros de Pozo

Esfuerzos In Situ

El estado de esfuerzo en cualquier punto en profundidad está completamente definido por tres componentes perpendiculares y la presión de poro. En este estudio, para simplicidad de los cálculos, se supuso que las tres componentes principales del tensor de esfuerzos coinciden con la dirección vertical y las direcciones horizontales, también se supone que las deformaciones en la direcciones horizontales a cualquier profundidad son iguales a cero, e x (z) = e y (z) = 0.

Esfuerzos Verticales: presión hidrostática y la litostática o de sobrecarga

P h

(z)

=

P(z

=

0)

+

(

D

p*Z )

;

P (z)

h

=

14.69PSI

+

(0.432PSI / pie* Z( pie))

s

v

(

z

)

=

g

z

Ú

0

r

b

(

z

)

dz

=

n

g

Â

0

r

b

z

n

D

z

=

0.432* 0.5 *

n

Â

0

r

b

z

n

Orientación de los esfuerzos horizontales: El estudio de la dirección de los esfuerzos horizontales máximo y mínimo

en los pozos, sH y sh, respectivamente, se realizó a través de la interpretación de registros de imagen. Estos registros

nos permiten medir el radio del hoyo a una profundidad específica y nos generan una imagen de las paredes del mismo, con lo que se puede determinar la presencia del ensanchamiento elíptico del hoyo o Breakouts y fracturas inducidas.

Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

Al analizar el registro cáliper (figura 4) medido en dos

direcciones específicas, se puede notar que la deformación del pozo no es uniforme en todas las direcciones. Cuando la

deformación tiende a ovalizar el hoyo, manteniendo el

diámetro

original

en

una

dirección,

entonces

la

deformación es debida a esfuerzos tectónicos, es decir, producto de la aplicación en una dirección preferencial de un esfuerzo horizontal máximo y de uno perpendicular a

éste,

esfuerzo

horizontal

mínimo.

A

este

tipo

de

deformación elíptica del hoyo se le conoce como Breakout.

iguales a cero. Obteniendo la relación de Turcotte y Schubert.

s

h

(

z

)

n

( )

z

=

1

-

n

(

z

)

[

Pl

(

z

)

-

a

(

)

z Pp

(

z

)]

+

a

( )

z

(

Pp z

)

a(z) = factor de Biot, varía entre 0 – 1 P p (z) = presión de poro o de yacimiento que tomaremos igual a la presión hidrostática anteriormente calculada, si no se tiene medida del registro MDT n (z) = módulo de Poisson

En el registro de imagen (figura 5) se puede observar que la

orientación de los Breakouts es NE

SO para

profundidades entre 12552 y 18040 pies. La dirección de

En

la

figura

6

se

muestran

los

esfuerzos in situ

determinados. Note que todos los registros presentan un

comportamiento de aumento con la profundidad, siguiendo

los Breakouts indica la dirección del esfuerzo mínimo a la

una

tendencia

aproximadamente

lineal,

como

era

de

profundidad de observación del mismo y el esfuerzo

esperarse,

ya

que

el

peso

de la columna

litológica va

máximo se supone que está en dirección perpendicular a éste.

incrementándose.

 
Profundidad (f t) Hoyo D2 D1 Diámetro (dirección 1) 11700 Diámetro (dirección 2) A A’ D1
Profundidad (f t)
Hoyo
D2
D1
Diámetro (dirección 1)
11700
Diámetro (dirección 2)
A
A’
D1
11800
D2
11900
Fig. 4 Representación del ensanchamiento del Hoyo en dos
direcciones preferenciales, utilizando los registros cáliper
de dos brazos (HD1 y HD2)
12552’-17258’
16990’-18040’

Fig. 5 Orientación NE – SO de los Breakouts en el Pozo para unas profundidades dadas

Esfuerzo Horizontal: A partir de registros de imagen y la ovalización del hoyo, se observó que a lo largo de la columna de roca atravesada por los pozos existe un esfuerzo horizontal máximo y uno mínimo y que éstos, en general, no son iguales. Pero, si no se supone un modelo mecánico sencillo, no es posible a partir sólo de registros de pozo, obtener suficientes datos como para estimar las magnitudes de los dos esfuerzos horizontales máximo y mínimo independientemente. Lo que se hizo fue suponer que los esfuerzos horizontales máximo y mínimo eran iguales y se calcularon a partir de un modelo sencillo, en el que también se supone que las deformaciones horizontales en las paredes del pozo, a cualquier profundidad, son

El esfuerzo vertical tiene un comportamiento

aproximadamente lineal con la profundidad y no presenta

oscilaciones como los esfuerzos horizontal y efectivo. Esto

es porque no está influenciado por la litología a diferencia

de los otros dos, que involucran módulos elásticos en las

ecuaciones que los representan.

Para el Pozo 1, aproximadamente a 11000 pies, se observa

una disminución del esfuerzo horizontal y por ende del

efectivo, que corresponde al intervalo resistente identificado y explicado en el apartado de módulos elásticos. Esfuerzos
efectivo,
que
corresponde
al
intervalo
resistente
identificado
y
explicado
en
el
apartado
de
módulos
elásticos.
Esfuerzos in Situ versus Profundidad - Pozo 1
Esfuerzo Vertical
Presión Hidrostática
Esfuerzo Horizontal
Esfuerzo Efectivo
Topes Formacionales
Presión de Lodo
Esfuerzo (PSI)
0
5000
10000
15000
0
2000
4000
6000
8000
10000
12000
14000
16000
18000
Profundidad (ft)

Fig. 6 Esfuerzos in situ calculados a partir de registros de Pozo

Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

Resistencia de la Roca: La determinación de la resistencia a la compresión uniaxial sin confinamiento se realizó utilizando la relación de Coates – Denoo (1981).

Co

(

z

)

=

50000

E

d

(

z

)

K

d

(

z

) * 0.008

[

Vsh z

(

)

+

0.0045(1

-

Vsh z

(

]

) *

cos

q

(

z

)

1

-

sen

q

(

z

)

q(z) = ángulo de fricción interna de la roca V sh = volumen de arcilla

Para usar esta relación es necesario especificar el ángulo de fricción interna. Según resultados experimentales se ha

determinado que el ángulo de fricción interna varía para cada litología de la siguiente manera:

40 – 45° Para Calizas

30° Para Lutitas

45° Para Areniscas consolidadas

15° Para Areniscas no consolidadas

Hasta la presente fecha no se tiene conocimiento de la existencia de publicaciones de mediciones del ángulo de fricción interna q para los diferentes minerales. Lo que se hizo fue tomar un promedio pesado de dicho ángulo según el porcentaje que se tenga de cada litología en el área de estudio. Por lo general cuando no se tiene información exacta de la litología se toma un ángulo de fricción interna de 30°.

El pozo estudiado está compuesto por arenas consolidadas en un 65%, lutitas en un 15% y calizas en un 20 %. A partir de estos datos y haciendo un promedio pesado del ángulo de fricción interno para cada litología se obtiene un valor de q = 42° para todo el pozo.

En la figura 7 se muestra el cambio de la resistencia de la roca, Co, con la profundidad, para los dos ángulos de fricción interna considerados, 30° y 42°. Se puede observar que la resistencia de la roca es mayor para el mayor ángulo de fricción interna y que ésta se incrementa con la profundidad debido a que aumenta la consolidación de los granos.

Se puede notar la relación entre la resistencia de la roca y

los derrumbes ocurridos

en

el

hoyo. Para los valores

mayores de Co, generalmente no se observan derrumbes; los cambios de tendencia en la curva de resistencia, generalmente están bien correlacionados con los derrumbes mostrados en el cáliper. Observe los cambios entre 10000 y 13000 pies.

En un intervalo alrededor de 11000 p ies, en el Pozo 1, se presenta un incremento abrupto de la resistencia de la roca. Éste aumento corresponde con el aumento de los módulos elásticos de Young, Cizalla y la incompresibilidad volumétrica, mientras que la relación de Poisson disminuye, ya que estamos en presencia de conglomerados

rojos tipo I, mostrados por el análisis de ripios, que son rocas rígidas, muy consolidadas y con baja tendencia a ser deformadas.

En la figura 8 se presenta la curva Co y el volumen de

arcillas, Vsh, desde la superficie hasta la profundidad final. Obsérvese el gran peso que tiene el volumen de arcilla sobre el valor de la resistencia de la roca, podría decirse

que, generalmente, a

medida

que

una

aumenta la otra

disminuye. Las rocas con menor contenido de arcilla

tienden a ser más resistentes.

Resistencia de la Roca - Pozo 1

Profundidad (ft)

14000 70000 60000 50000 40000 30000 20000 10000 0 Resistencia 18000 16000 0 12000 10000 8000
14000
70000
60000
50000
40000
30000
20000
10000
0
Resistencia
18000
16000
0
12000
10000
8000
6000
4000
2000
Cáliper
Topes Formacionales
Resistencia de la Roca (q = 30°)
Resistencia de la Roca (q = 42°)

Fig. 7 Resistencia de la roca a compresión uniaxial sin confinamiento calculada a partir de registros de Pozo

Resistencia y Arcillosidad - Pozo 1 Contenido de Arcilla Topes Formacionales Resistencia de la Roca Vsh
Resistencia y Arcillosidad - Pozo 1
Contenido de Arcilla
Topes Formacionales
Resistencia de la Roca
Vsh
0
0,2
0,4
0,6
0,8
1
0
2000
4000
6000
8000
10000
12000
14000
16000
18000
0
10000
20000
30000
40000
50000
60000
Resistencia
Profundidad (ft)

Fig. 8 Gráfico que representa la relación entre el contenido de arcilla de la formación y la resistencia a la compresión uniaxial de las rocas del Pozo 1

Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

Cálculo de la ventana del peso del lodo de perforación

Límites de la ventana de peso del lodo de perforación:

  • - El límite superior es la presión

tensión.

que

causa

la

falla de

  • - El límite inferior es la presión necesaria para proveer

esfuerzo de confinamiento, el cual es removido durante la perforación. La presión de confinamiento previene las fallas de cizalla, la creación de una zona plástica y el flujo plástico.

El criterio utilizado en este estudio para caracterizar las fallas y calcular las presiones para la estabilidad de hoyo es el de Mohr – Coulomb, este criterio consiste en una aproximación lineal que relaciona la resistencia de la roca con los esfuerzos y el ángulo de fractura. Se obtienen entonces relaciones que representan las presiones según el modelo mecánico considerado, si se habla de colapso por cizalla, deformación plástica o fracturamiento.

1.- Al suponer estabilidad se obtiene la relación para prevenir el colapso por cizalla

s

P

w

'

'

=

3 s

- C

0

, , 1 + sen f
,
,
1
+
sen f

H max

-

s

H min

+ P

p

1

-

sen f

;

r

s

w

=

s

Z

P

w

(

)

0.052 Z

f = ángulo de fricción interna C 0 = resistencia de la roca

2.- Para la deformación plástica si se utiliza un criterio basado en el radio de la zona plástica

pl

P

w

=

' 2 s - C 0 1 + sen f 1 + 1 - sen f
'
2 s
-
C
0
1
+
sen f
1 +
1
-
sen f

+ P

p

;

r

pl

w

=

pl

P

w

(

Z

)

0.052 Z

3.- Se tiene también el esfuerzo necesario para iniciar una fractura en las paredes del pozo, llamado Breakdown Pressure

P

BD

(z)

=

3

s

h

(z)

-s

H

(z)

+

T (z)

-a

P (z)

p

;

r

T

w

=

T

Z

P

w

(

)

0.052 Z

s h = esfuerzo horizontal mínimo s H = esfuerzo horizontal máximo P p = Presión de poro

a = 0 –1 T ˜ C o /12 = Tensión

Presiones límite para la estabilidad

En la figura 9 se presentan las curvas de presión respecto a la profundidad, para los distintos tipos de colapso del hoyo para el pozo 1. Se puede observar como aumenta la presión necesaria para colapsar el pozo con la profundidad, por ende el peso del lodo utilizado tiende a ser mayor para los casing más profundos. También puede observarse que para rocas más resistentes la separación entre los dos límites de

presión, el superior y el inferior, aumenta, esto se ve reflejado en el intervalo entre 10000 y 12500 pies.

Para los límites inferiores, se obtuvo que, generalmente, hay que disminuir más la presión en el hoyo para generar

colapso por cizalla o Breakouts que para crear deformación plástica, es decir el límite de colapso por cizalla generalmente se encuentra por debajo del límite de colapso por deformación plástica.

El límite inferior se tomará dependiendo del tipo de deformación que se espere en el pozo a perforar. En el Pozo estudiado, los tipos de deformaciones observadas fueron básicamente colapso por cizalla y en pocas ocasiones pequeñas fracturas inducidas. No se observó deformación plástica, a pesar del alto contenido de arcilla en algunos intervalos, quizá, porque el tipo de arcilla observada está generalmente distribuida en el espacio poroso de areniscas, o finamente laminada con calizas.

El colapso por cizalla es debido a una disminución de la

presión en el hoyo

por

ende

en

la

presión

de

poro,

ocasionando un aumento de la presión efectiva, evidenciada

por los Breakouts.

Presiones Límites para la Estabilidad del Hoyo-Pozo 1

Presión para Fracturamiento

Colapso por Cizalla

Colapso por Deformación Plástica

Topes Formacionales

Presiones (PSI)

Profundidad (ft)

6000 Las Piedras Fm. Morichito Fm. Querecual Fms. Chimana / El cantil Fm. Barranquin Conglomerados Rojos
6000
Las Piedras
Fm. Morichito
Fm. Querecual
Fms. Chimana /
El cantil
Fm. Barranquin
Conglomerados
Rojos Tipo I
Conglomerados
Rojos Tipo II
Conglomerados
Rojos Tipo III
0
2000
Fms. Mesa /
4000
8000
10000
12000
14000
16000
18000
15000
10000
20000
5000
0

Fig. 9 Gráfico que representa los límites inferiores y superior de las presiones necesarias para mantener el equilibrio en el Pozo

Ventana de Lodo

En la figura 10 se observa la ventana de lodo obtenida .Al comparar el peso del lodo de perforación con el registro cáliper, se puede observar que los intervalos en los que el peso de lodo utilizado está por debajo del límite inferior establecido, se encuentran derrumbados, aunque todos los

Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

derrumbes no pueden ser adjudicados a causas mecánicas,

ya que algunos pueden deberse a efectos químicos y problemas con los parámetros de perforación.

Ventana de Peso del Lodo de Perforación - Pozo 1

Profundidad (ft)

Fms. Mesa Las Piedras Fm. Morichito Fm. Querecual Fms. Chimana / El cantil Fm. Barranquin Conglomerados
Fms. Mesa
Las Piedras
Fm. Morichito
Fm. Querecual
Fms. Chimana /
El cantil
Fm. Barranquin
Conglomerados
Rojos Tipo I
Conglomerados
Rojos Tipo II
Conglomerados
Rojos Tipo III
0
2000
4000
6000
8000
10000
12000
14000
16000
18000
Peso
para
Fracturamiento
Peso para Cizalla
Peso para Deformación Plástica
Peso de Lodo utilizado
Topes Formacionales
Cáliper
Peso (lpg)
0
10
20
30
40

Fig. 10 Gráfico que representa los límites inferiores y superior del peso del lodo de perforación para mantener el equilibrio en el Pozo

Conclusiones

1.- La arcillosidad de la columna litológica atravesada por un pozo, tiene mucha influencia en las propiedades mecánicas que sus formaciones presentan. Una buena estimación del V sh , es muy importante para el cálculo de la resistencia de la roca y por ende, para poder realizar un mejor estudio de la estabilidad mecánica del Hoyo.

2.- A pesar de la gran confiabilidad del registro de rayos gamma, el volumen de arcilla calculado a partir de dicho registro no es el mejor estimado, ya que la herramienta que mide esta radiación está influenciada por los derrumbes y las deformaciones existentes en el pozo, las cuales alteran las medidas registradas. Con un programa especializado para realizar evaluaciones petrofísicas se obtiene un mejor estimado del Vsh y es posible diferenciar entre los diferentes minerales de arcilla, sumado al hecho de que este porcentaje de arcilla puede ser calibrado con el obtenido a partir del método de difracción de rayos X.

3.- Es necesario obtener una función que represente el cambio del factor de Biot con la profundidad, ya que, éste es un valor determinante en el cálculo de los esfuerzos efectivos y por ende de la ventana del peso del lodo de perforación. Éste parámetro no puede suponerse constante

en toda la columna litológica en estudio porque varía con los cambio litológicos y de porosidad.

4.- Se puede afirmar que es muy importante el estudio de

las propiedades mecánicas de las formaciones atravesadas

por un pozo, ya que, se puede obtener un estimado de la

ventana del p eso del lodo de perforación, la cual, puede ser utilizada como base para mantener la estabilidad de futuros

pozos exploratorios en la zona y así evitar derrumbes y

deformaciones que afectarán todas las mediciones hechas

en el pozo y por ende los estudios a realizar en el mismo.

5.- Se puede concluir que existe una muy buena correlación entre la ventana de lodo obtenida y los datos reales de los

derrumbes ocurridos en el pozo presentados con el registro cáliper.

Recomendaciones

Se recomienda realizar un estudio con métodos y software

para obtener las magnitudes de los esfuerzos horizontales

máximo y mínimo a partir de registros de imagen, ya que,

utilizando registros de pozo se debe suponer un modelo

mecánico en el que estos esfuerzos son iguales, el cual no se ajusta a la realidad, sobre todo en la zona estudiada; ésta

se encuentra bajo un régimen comprensivo en el cual el

sHmáx y shmín son diferentes.

Referencias

ABASS, H., et al (1994): “Oriented Perforation - A Rock Mechanics View”. Paper SPE 28555.

COATES, G., and DENOO, S. (1981): “Mechanical Properties Program using Borehole Analysis and Mohr’s Circle” . SPWLA Twenty Second Annual Logging Symposiums Transactions. P. 23 – 26.

DONALD L., TURCOTTE, G., SCHUBERT. (1982):

“Geodynamics, Applications of Continuum Physics to Geological Problems”. John Wiley&Sons.

DEWAN,

JHON

(1983):

Interpretation”.

Modern

Open

Hole

Log

DOVETON, J. (1986): “Log Analysis of Subsurface Geology”. John Wiley and Sons.

ECONOMIDES, M., WATTERS, L. (1998): “Petroleum Well Construction”. John Wiley and Sons.

FARMER, J. (1968): “Engineering Properties of Rocks”. London, E. And F. N. Spon. P. 57.

GATENS III, J. M., LANCASTER, D. E. (1990): “In Situ Stress Tests and Acustic Logs Determine Mechanical

Evaluación Geomecánica con Registros de Pozo: Parte 1

Properties and Stress Profiles in the Devonian Shales”. SPE, S. A., Formation Evaluation.

GUEGUEN,

Y.,

PALCIAUSKAS,

V.

(1994):

“Introduction

to

the

Physics

of

Rocks”.

Princeton

University Press, Princeton, New Jersey. MANDEL, J. (1964): “The Statical Analysis of Experimental data”. Dover publications, INC, New York.

MAVKO, G., MUKERJI, T., DVORKIN, J. (1998): “The Rock Physics Handbook”. Cambridge University Press.

MENDOZA, JORGE (1998): “Introducción a la Física de Rocas”. Equinoccio, Ediciones de la Universidad Simón Bolívar.

ROCA,

LUIS

(1997):

“Evaluación de propiedades

mecánicas

a

partir

de

registros

de

formación”.

III

Congreso

Suramericano

de

Mecánica

de

Rocas.

Schlumberger Surenco C.A.

RUIZ, F., ABASS, H. (1997): “Parámetros Elásticos,

Esfuerzos,

Fracturamiento

Hidráulico

y

Estabilidad de

Hoyo en el pozo GUN – 1X”. PDVSA E & P.

SCHON, J. H. (1998): “Physical properties of rocks”. Handbook of geophysical exploration, vol. 18.

SERRA, O. (1984): “Fundamentals of Well interpretation”. Elsevier Science Pulishers B. V.

– log

SERRA, O. (1986): “Advanced Interpretation of Wireline Logs”. Schlumberger.

SCHLUMBERGER (2000): “Log Interpretation Charts”.