Está en la página 1de 6

Retos Estructurales de la Economía Vasca

CULTURA ECONÓMICA

Working Paper 15 de febrero de 2015


Retos Estructurales de la Economía Vasca
CULTURA ECONOMICA

1. Una estrategia de desarrollo económico a largo plazo


sin una política de impulso de la cultura económica es,
inevitablemente, una estrategia insuficiente y parcial.

2. Desde la perspectiva de este análisis, podemos


considerar la cultura económica como una
combinación de conocimiento económico y valores
sociales. Sin embargo, las líneas de actuación a
desarrollar al respecto deben incluir un tercer vector:
la adecuación de las estructuras socio-económicas y las
políticas públicas, que no sólo se apoyan en la cultura
económica de cada territorio sino que, a su vez, son
ellas mismas creadoras de una determinada cultura
económica.

3. En nuestra opinión, los problemas de cultura


económica específicos del País Vasco están aún en
buena parte mediatizados por las consecuencias
sociales y económicas del período franquista.
Especialmente, como consecuencia de la gestión
oligárquica de la economía durante aquel período y de
un modelo de desarrollo desvinculado de los intereses
generales de la población vasca, cuando no
directamente contradictorio con los mismos.

El modelo de desarrollo socio-económico franquista


tuvo consecuencias impactantes, tanto en cuanto a la
oligarquización de ciertos sectores económicos como,
muy especialmente, en cuanto a la desafección de
ciertas capas de la población con respecto a la cultura
económica y también, desde una perspectiva de
conjunto, con la disociación entre lo social y lo
económico que impregna todavía nuestra educación y
nuestra mentalidad. Un problema que afecta al

2
Retos Estructurales de la Economía Vasca
CULTURA ECONOMICA

conjunto de Occidente pero que -en nuestra opinión-


fue especialmente agravado en nuestro caso a raíz del
modelo de desarrollo del período franquista.

4. Desde nuestra perspectiva, los retos fundamentales de


la CAV desde el punto de vista de la cultura económica
se concentran alrededor de SEIS objetivos básicos:

a) Superar la indicada disociación cultural entre


lo económico y lo social, que constituye un
grave problema estructural en el conjunto de
Occidente, agravado en nuestro caso como
consecuencia de la gestión oligárquica de la
economía durante el período franquista.

b) Superar la desafección respecto al desarrollo


económico de ciertas capas populares

c) Superar la desafección social de ciertas capas


oligárquicas

d) Superar el nihilismo socio-económico que


está en el origen del estancamiento económico
de Europa y de Estados Unidos.

e) Adecuación de los valores sociales a la


realidad de la estructura económica vasca

f) Adecuación de la cultura económica al nuevo


contexto internacional que plantea el
estancamiento de Occidente y la progresiva
consolidación de los países emergentes.

5. Analizaremos estos retos culturales a lo largo del


conjunto del trabajo. Mientras tanto, es esencial
resaltar la trascendencia que los aspectos culturales
tienen, a medio y largo plazo, sobre el desarrollo
económico.

3
Retos Estructurales de la Economía Vasca
CULTURA ECONOMICA

6. De la cultura económica -conocimiento y valores


económicos- depende en buena parte la creación de
empresas, la inversión, el ahorro, la eficiencia de la
gestión empresarial, ...

De la cultura económica depende la motivación en el


trabajo, que afecta tanto a la cantidad como, sobre
todo, a la eficiencia y calidad del mismo, directamente
relacionada con la creatividad y, por lo tanto, con la
motivación personal.

De la cultura económica depende el espíritu


emprendedor, entendido no en su habitual
interpretación elitista sino aplicado al conjunto de
agentes económicos y sociales.

De la cultura económica depende la eficiencia de la


lucha contra la corrupción, la seriedad de los gestores
públicos y privados, la correcta orientación de las
políticas públicas, etc.

7. Si puede decirse, en este sentido, que la cultura


económica es determinante a largo plazo para el
desarrollo socio-económico, sin embargo, la cultura
económica no tiene un origen autónomo. No depende
exclusivamente de la educación o de los medios de
comunicación. Se alimenta, a su vez, de estructuras
socio-económicas que tienden por sí mismas a
impulsar la creación de una determinada cultura.

8. En este sentido, bien podemos decir que, si es cierto


que la cultura económica -conocimiento y valores-
influye de forma esencial en el desarrollo socio-
económico, también lo es que, a la inversa, el modelo
de desarrollo socio-económico incide directamente en
la cultura económica.

9. Por ello, la creación de unos determinados modelos


culturales socio-económicos no puede basarse
4
Retos Estructurales de la Economía Vasca
CULTURA ECONOMICA

exclusivamente ni en la transmisión de conocimientos


ni en la proclamación de unos determinados valores.
Los responsables públicos y los líderes sociales deben
impulsar la creación de contextos económicos
favorables al desarrollo de unos u otros determinados
valores sociales.

10. Por ejemplo, es esencial la concepción del trabajo -


tanto del trabajador asalariado como del autónomo o
del emprendedor- no como una actividad individual de
mera satisfacción de necesidades, sino como una
actividad social y como instrumento de desarrollo de la
creatividad humana. Parece claro que es esencial que
los ciudadanos deben aprender a valorar
adecuadamente el trabajo no en base a la mitificación
de unas determinadas proclamas, no como un mito en
sí mismo sino como un instrumento de solidaridad y de
desarrollo personal en comunidad. Pero ello implica
también estructuras sociales, empresariales y políticas
que reconocen adecuadamente la función social del
trabajo y el protagonismo del mismo en el desarrollo
económico, que superan el tratamiento del mismo
como mercancía y que impulsan la creatividad, la
participación y la democratización de la economía en
general.

11. Si queremos que los ciudadanos valoren el trabajo y,


en general, el compromiso socioeconómico, es
necesario que la sociedad también lo valore
adecuadamente. El papel del sistema educativo, de los
medios de comunicación, etc. es fundamental. Pero
también la dinámica de las relaciones laborales, la
participación en la empresa, la lucha contra la
corrupción, la democratización de la economía en
general, son esenciales para que los ciudadanos se
sientan realmente parte activa del desarrollo económico,
para que realmente perciban su trabajo no sólo como un
5
Retos Estructurales de la Economía Vasca
CULTURA ECONOMICA

instrumento de cobertura de necesidades y de


desarrollo personal sino también como un instrumento
de compromiso social.

12. En conjunto, los líderes políticos y sociales deben ser


conscientes de los efectos positivos y negativos que
sobre la cultura económica de los ciudadanos tienen
todas y cada una de las decisiones que adoptan.
Ciudadanos responsables y comprometidos son la base
esencial del desarrollo socio-económico a largo plazo.
Pero son también los agentes sociales y las políticas
públicas los que, de forma progresiva, van
alimentando la cultura y los valores de nuestros
ciudadanos. Con excesiva frecuencia lo olvidan, para
preocuparse exclusivamente de las repercusiones
económicas o presupuestarias directas de sus
decisiones. Pero si queremos ciudadanos conscientes,
responsables y solidarios, es imprescindible alimentar
los comportamientos, las políticas y las estructuras que
crean estos valores sociales.

As a Working Paper, it does not reflect any institutional position or opinion neither of EKAI Center, nor
of its sponsors or supporting entities.
EKAI Center seeks to do business with companies or governments covered in its reports. Readers should
be aware that we may have a conflict of interest that could affect the objectivity of this report. Investors
should consider this report as only a single factor in making their investment decision.

GARAIA INNOVATION CENTER, GOIRU 1A MONDRAGON


TEL: 943250104 LEKEITIO 675701785 DURANGO 688819520
E-MAIL: info@ekaicenter.eu
www.ekaicenter.eu scribd.com/EKAICenter