Está en la página 1de 5

Exhortos Internacionales 1

En materia procesal se estima que cada tribunal tiene una esfera de competencia determinada previamente, lo cual está establecido en el COT, sin embargo para la realización de ciertas diligencias esta competencia puede ser delegada, lo que constituye una excepción, aunque limitada en la función, a la territorialidad en materia procesal.

La competencia delegada opera a través del exhorto o carta rogatoria, que es la comunicación entre los tribunales solicitando la realización de una gestión. Esta solicitud puede ser nacional si los tribunales se encuentran en el mismo país, o internacional cuando se solicita a otro Estado la diligencia.

Los exhortos internacionales por tanto son una manifestación de la cooperación jurídica internacional, entendiendo ésta como “la acción coordinada de dos o varios Estados con objeto de alcanzar resultados que consideran deseables” (Dictionnaire de la terminologie du Droit International). En el caso de los exhortos un tribunal solicita a la colaboración a un Estado distinto para que, a través del tribunal competente, realice una gestión, la cual por encontrarse fuera de su territorio jurisdiccional, le es imposible efectuar por sí mismo, con la finalidad de garantizar un debido proceso.

En nuestro ordenamiento, esta materia está regulada en el código de procedimiento civil, en el Libro I Disposiciones Comunes a Todo Procedimiento, Título VII De las actuaciones judiciales. Este código, y especialmente su libro primero tiene aplicación supletoria en los demás procedimientos donde no haya norma especial que regule la materia. Lo anterior incluye procedimientos ante jueces árbitros y no contenciosos.

Artículo 76, Código de Procedimiento Civil:

“Cuando hayan de practicarse actuaciones en país extranjero, se dirigirá la comunicación respectiva al funcionario que deba intervenir, por conducto de la Corte Suprema, la cual la enviará al Ministerio de Relaciones Exteriores para que éste a su vez le dé curso en la forma que esté determinada por los tratados vigentes o por las reglas generales adoptadas por el Gobierno. En la comunicación se expresará el nombre de la persona o personas a quienes la parte interesada apodere para practicar las diligencias solicitadas, o se indicará que puede hacerlo la persona que lo presente o cualquiera otra.

Por este mismo conducto y en la misma forma se recibirán las comunicaciones de los tribunales extranjeros para practicar diligencias en Chile”

1 Minuta de clase elaborada por ayudante Camila Quintana Castillo para curso de Derecho Internacional Privado primavera 2014, profesor Eduardo Picand Albónico.

El artículo 76 del Código de Procedimiento Civil se encuentra ubicado en el Título VII, llamado “de las actuaciones judiciales”, de su Libro I sobre “disposiciones comunes a todo procedimiento”, y como tal, la utilización del procedimiento que establece, opera indiscutiblemente en su contorno natural de acción, por ende, habrá de aplicarse en todos los asuntos que se tramiten conforme los procedimientos contemplados en el Código de Procedimiento Civil, y procedimientos de otras materias que no establezcan normas especiales.

20 bis NCPP

Este artículo fue incorporado a través de una reforma al código procesal penal del año 2005, y dispone: Tramitación de solicitudes de asistencia internacional. Las solicitudes de autoridades competentes de país extranjero para que se practiquen diligencias en Chile serán remitidas directamente al Ministerio Público, el que solicitará la intervención del juez de garantía del lugar en que deban practicarse, cuando la naturaleza de las diligencias lo hagan necesario de acuerdo con las disposiciones de la ley chilena.

En la práctica, este artículo significa que las solicitudes de exhorto en materia penal no serán revisadas por la Corte Suprema, sino que pasarán directamente del Ministerio de Relaciones Exteriores al Ministerio Público y viceversa.

Convenios internacionales

Así como el artículo 76 se remite a los convenios internacionales firmados y ratificados por Chile para regular la tramitación de los exhortos internacionales, nuestro país cuenta con 14 tratados vigentes sobre la materia. Entre ellos destaca:

- El Código de Bustamante: contiene un título quinto sobre exhortos o comisiones rogatorias, en su artículo 388 establece que “Toda diligencia judicial que un Estado contratante necesite practicar en otro, se efectuará mediante el exhorto o comisión rogatoria cursada por la vía diplomática. Sin embargo, los Estados contratantes pueden pactar o aceptar entre sí en materia civil criminal cualquiera otra forma de transmisión”. Además establece entre otras cosas que el quien reciba un exhorto, se atendrá a la ley del país exhortante en cuanto a su objeto, pero a la propia en cuanto al cumplimiento; el exhorto se hará en el idioma del exhortante y se acompañará una traducción oficial al idioma del exhortado.

- Convención Interamericana sobre exhortos y Cartas Rogatorias: bajo el contexto de la I Conferencia Internacional Especializada de Derecho Internacional Privado (CIDIP I) el 30

de enero de 1975 en Panamá, fue aprobada por la mayoría de los Estados miembros de la OEA y fue ratificada por Chile el 13 de agosto de 1976.

Esta convención permite la tramitación directa por vía judicial, por funcionarios consulares o agentes diplomáticos o por la autoridad central, que en el caso de Chile es el MINREL.

Además establece expresamente su ámbito de aplicación, diciendo que serán los exhortos o cartas rogatorias en materia civil y mercantil que tengan por objeto a. la realización de actos procesales de mero trámite, tales como notificaciones, citaciones o emplazamientos en el extranjero; b. la recepción y obtención de pruebas e informes en el extranjero, salvo reserva expresa al respecto.

Cabe destacar que este convenio fue hecho y ratificado por Chile junto con la Convención interamericana sobre recepción de pruebas en el extranjero, y en esa materia operan de forma conjunta.

El año 1979 se realizó un Protocolo adicional al convenio, firmado en Montevideo, este protocolo, en sus anexos incluye formularios que deben ser llenados para facilitar la comunicación entre los Estados partes ya que establece la información que debe ser enviada para el cumplimiento del exhorto. Estos formularios están pensados para solicitar información, requerir notificación, y finalmente un formulario certificado de cumplimiento.

- Acuerdo de cooperación y asistencia jurisdiccional en Materia civil, comercial, laboral y administrativa entre los Estados partes del MERCOSUR y la república de Bolivia y la República de Chile: Este convenio fue firmado el 5 de julio de 2002 y está vigente en nuestro país desde su publicación en el D.O. el 07 de agosto de 2009, dispone entre otras cosas de tramitación de exhortos e igualdad de trato, el deber de los Estados exhortados de tramitar las solicitudes de exhortos de oficio.

Podrá ser tramitado por vía diplomática o consular, por autoridad central o por las partes interesadas, en los 3 primeros casos no será necesaria legalización. En caso de que los datos de domicilio del destinatario de la diligencia encarga no correspondan, la autoridad requerida deberá agotar todos los medios para satisfacer el exhorto, incluyendo la solicitud de datos complementarios al Estado requirente.

Otros convenios:

- Acuerdo Chile y España sobre supresión de legalización en exhortos trasmitidos por vía oficial

- Convenio relativo a la tramitación de exhortos judiciales celebrado con la República Argentina

- Convención sobre Exhortos Judiciales suscrita entre Chile y Perú

- Convención sobre tramitación de Exhortos Judiciales celebrado con Bolivia

- Acuerdo sobre tramitación de exhortos judiciales con Brasil

- Convenio sobre igualdad de trato procesal y exhortos con la República Oriental del Uruguay

- Convenio sobre exhortos o cartas rogatorias y despachos judiciales con Colombia

- Convenio sobre restitución internacional de menores con la República Oriental del Uruguay

- Convención Interamericana sobre Asistencia Mutua en Materia Penal

Materias que pueden realizarse por exhorto:

En efecto, indiscutiblemente, las notificaciones, citaciones, intimaciones, emplazamientos y apercibimientos, son actuaciones judiciales habilitadas para seguirse por exhortos internacionales, pues todas no suponen grado alguno de coerción, están desprovistas de complejidad y su cumplimiento es instantáneo ante el tribunal exhortado.

Igualmente,

siempre

es

rendición de pruebas.

Tramitación

materia

de

exhortos

internacionales

1. Solicitud de exhorto internacional, ya sea de:

la

realización

o

- Tribunal solicitante

- Ministerio de Relaciones Exteriores

- Ministerio de Justicia (caso convenio con Uruguay)

2. Revisión formal de la Corte

3. Solicitud de vista fiscal

4. Informe fiscal: Según lo que diga el informe fiscal, si es positivo se solicitará que el asunto sea visto en cuenta en la sala respectiva, si es negativo dictará hágase como lo solicita la Fiscalía Judicial

- En este segundo caso, se devolverá el exhorto a su tribunal de origen y una vez corregida la falta se reingresará. Por ejemplo cúmplase a cabalidad

5. Si la sala no encuentra ningún vicio formal remitirá el expediente o a la corte respectiva para que la distribuya en el tribunal que corresponda, o al Ministerio de Relaciones exteriores.

Tiempo promedio de tramitación de un exhorto en la corte suprema es de 29 días, cuando se ordenan trámites adicionales es de 62 días.

Los casos de rechazo de exhorto activo son principalmente por no ser materia de exhorto, por ser actos de ejecución coactiva, por no solicitarse previamente el aumento extraordinario al término probatorio (332 CPC). En los pasivos son por ser cumplimiento de sentencia o de ejecución coactiva, solicitar una diligencia no contemplada en Chile, tratarse de materia no jurisdiccional, por falta de precisión.

Solicita corrección en casos de: falta de comunicación dirigida a autoridad judicial competente en el extranjero señalando diligencia y datos para su cumplimiento, falta de totalidad de copias autorizadas, falta de documentos necesarios, para fijar nueva fecha de audiencia que se debe rendir en el extranjero.

Proyecto de reforma procesal civil

Ingresado por mensaje el 12 de marzo de 2012, y uno de sus objetivos es el fortalecimiento del rol de la Corte Suprema, en ese sentido le quita la función del exhorto.

No existe en el proyecto una norma similar al artículo 76 CPC, ni tampoco regula la comunicación o actuación de tribunales delegados dentro del territorio de la República, sólo en materia probatoria, libro II sobre procesos declarativos y sólo en lo que respecta a la prueba de testigos, el artículo 320 contempla la posibilidad de que declaren fuera del país, dice el artículo “el tribunal podrá, previo debate entre las partes, admitir su declaración fuera del país sujeto a que su testimonio se preste respetando las garantías básicas del procedimiento y las partes dispongan de oportunidades suficientes para formularle las interrogantes correspondientes