Está en la página 1de 10

Presentación

El 25 de noviembre de 2008 Inmujeres lanzó una campaña di-


rigida a varones que los interpela, a través de pegotines, sobre
la violencia doméstica, en uno de los reductos masculinos por
excelencia: los baño públicos. “¿Tuviste un mal día? No te des-
cargues con ella.“ leerán frente al urinario. Y mientras disfrutan
de su imagen en el espejo, su rostro se pega a la frase “Pegarle
a una mujer no te hace más hombre”. Hombres dirigiéndose a
hombres, en lugares donde sólo los varones pueden entrar.

Esta campaña se realizó gracias a diversos apoyos: Unifem (en


el marco del Proyecto G, Unidos en la Acción), tres l sesenta (la
agencia que donó la creatividad), Cambadu (distribución en ba-
ños públicos de bares y restaurantes de Montevideo). También
tuvo un gran impacto en el interior, donde las Referentes de Gé-
nero de Inmujeres realizaron gestiones con distintos actores pri-
vados y públicos para su colocación.

A un año de miles y miles de contactos con estos mensajes, se


busca colectivizar historias, imágenes y sentidos generados en
este tiempo. Con plena conciencia de que sólo es un paso, una
acción y que aún falta mucho, presentamos un ejemplo de cómo,
desde Inmujeres, se trabaja para promover los cambios cultura-
les necesarios para la construcción de una sociedad más justa,
democrática y equitativa para hombres y mujeres.

Bar Copacabana. Sarandí 454. Montevideo. 2009.


GENEALOGÍA
ENTREVISTA CON MARCO ROCHA,

DIRECTOR DE LA AGENCIA TRES I SESENTA.

¿Cómo surge esta historia?


Tres l sesenta tiene como política realizar, todos los años, una campaña de bien público.

Primero elegimos una temática. Nos tiene que conmover, nos tiene que llegar y además

es necesario tener la convicción de que con esa acción, efectivamente, estamos sumando

un granito de arena. Nuestra idea es sumar. Con la temática elegida, viene el momento

de la estrategia, de la creatividad y de la producción. Cuando tenemos las piezas listas,

empieza una etapa más de gestión. Identificamos la institución referente en la temática

y le presentamos la idea. Donar creatividad es algo novedoso en Uruguay así que al

principio sorprende un poco. Intentamos realizar nuestro aporte a la sociedad.

Para esta campaña, nos reunimos con Inmujeres y les presentamos la campaña. Después

de la correspondiente evaluación como positiva y factible, trabajamos en conjunto para

armonizar la propuesta a la perspectiva de trabajo en violencia basada en género de esta

institución. El resto es historia conocida: se pudieron imprimir los pegotines y se logró la

colocación a través de convenios. La Giralda. Bulevar Artigas 1597. Montevideo. 2009.


¿Por qué violencia basada en género?

Nos pareció un tema más que interesante. Es algo que


a cualquiera, a cualquier mujer, le puede pasar. Es algo
que le puede pasar a nuestras madres, hermanas, pri-
mas, tías o amigas. Es una situación de la que nadie está
exento y que si nos toca siempre nos va a afectar. Ade-
más, es una temática que en Uruguay, a nivel de cam-
pañas masivas, no estaba del todo abordada. Por eso se
eligió.

Esta es la primera campaña uruguaya dirigida exclu-


sivamente a varones y tiene la particularidad de ser
tan segmentada que queda fuera de la mirada de las
mujeres...

Sí, valoramos esto como un acierto. Es un problema


que tienen los varones y que sufren las mujeres. Es ló-
gico que la comunicación esté dirigida a los hombres. La
gran mayoría de las violencias en ámbitos domésticos
son ejercidas por hombres.
¿Cómo evalúas el impacto de la campaña?

Es muy difícil de medir por su naturaleza, por el lugar


donde se encuentra que son los propios baños. Se re-
quieren recursos para poder hacer una investigación de
Bar El 17 Buenos Aires 550. Montevideo. 2009.
impacto. Sin embargo, me atrevo a afirmar que no pa-
san desapercibidos. Entrás y los ves. Te movilizan. Tam-
bién pueden chocar.
REACCIONES AL SALIR DEL BAÑO
¿Se comenta? ¿Se conversa en el bar sobre los

pegotines? ¿Qué sucede cuando los hombres salen

Cuenta un encargado de un bar que se sumó a la campaña: “Hay de todo,

hay gente que sale y te comenta que les parece bien y hay otra gente, que

bueno, se siente un poco incomoda. También tuvimos que poner de nuevo

porque también los rompen y rayan”.

Y un mozo también opina: “Al principio algunos salían y se reían. Creo que

se ponían nerviosos. Entonces arrancaban a contar chistes machistas. Como

que con humor querían aliviar la cosa. También pasaba que volvían del baño

y arrancaban a comentar lo de los carteles y seguían con lo de los noticieros,

lo de las mujeres que matan. Y ahí, sí, se armaba en grande. Después, es

como todo, las personas se acostumbran. Nosotros acá tenemos una cliente-

la que se repite mucho. Me parece bien bueno que se hagan estas cosas.”

De la Ciudad. Av. Brasil 2552. Montevideo. 2009.


Bar Hispano. San José 1050. Montevideo. 2009.
CAMBADU SUMA ESFUERZOS
Como toda acción de comunicación, se necesitaba de
una estrategia de medios para lograr que el mensaje
llegara a sus destinatarios. Entonces, la responsabilidad
social que caracteriza al Centro de Almaceneros Mino-
ristas, Baristas, Autoservicistas y Afines del Uruguay
(CAMBADU) no se hizo esperar.

Luego de una serie de encuentros e intercambio de


ideas, se llegó a un acuerdo: CAMBADU distribuiría los pe-
gotines entre sus comercios asociados. Apelaría a la co-
laboración de sus socios para su colocación. Se estable-
ció, de esta forma, la distribución en Montevideo.

Fue en noviembre del 2008 cuando se realizó el primer


envío. Se pudo, entonces, arribar a la temporada de fin
de año y de vacaciones con la campaña en marcha. Du-
rante este año hubo otros envíos de reposición.
CAMPAÑA EN EL INTERIOR DEL PAÍS
El impacto de la campaña en los departamentos de Arti-
gas, Maldonado, Rocha, Canelones, Florida, Colonia, Río
Negro, Tacuarembó, Rivera y Salto estuvo en manos de
las Referentes de Género de Inmujeres, quienes reali-
zaron denodadas gestiones con distintos actores públi-
cos y privados para su colocación.

Para la implementación en los restantes departamentos


se contó con el apoyo de los y las Coordinadoras Terri-
toriales del MIDES, de las Comisiones Departamentales
de Lucha contra la Violencia Doméstica y de distintos
municipios.
UNIFEM BRINDA SU APOYO
Además de los recursos del Ministerio de Desarrollo Social,
para la puesta en marcha de este proyecto se destinaron re-
cursos provenientes del “Proyecto G”, (UNIFEM, en el marco
del programa de cooperación del Sistema de Naciones Unidas
con el gobierno uruguayo).

Este proyecto busca brindar apoyo a políticas públicas para


la reducción de las inequidades de género y generaciones. In-
tenta fortalecer un conjunto de políticas en el marco de los
compromisos del Estado uruguayo ante conferencias y con-
venciones del Sistema de Derechos Humanos de las Naciones
Unidas y las metas definidas para Uruguay en los Objetivos de
Desarrollo del Milenio (ODM).

Restaurante Ay Carmela! Palmar 2454. Montevideo.


Por mayor información:
Tel. 400 0302 int. 1626

Departamento de Violencia
basada en Género
Instituto Nacional de las Mujeres
Ministerio de Desarrollo Social

Intereses relacionados