Está en la página 1de 4

Prueba Parcial de Planificación y Gestión de Proyectos Sociales I

Docente: Mariela Tapié
Estudiante: Victoria Bandera
19 de Mayo de 2014


Pregunta 1: Dada la preocupación del Dir. Del Centro de Rehabilitación Carcelaria de
Salto por la alta tasa de Reincidencia en el centro. ¿Qué aspectos relevaría en el
diagnóstico? ¿De dónde obtendría la información? ¿Qué aportarían estos aspectos
relevados?
La etapa de diagnóstico: esta etapa tiene como cometido la comprensión de la realidad en la
que se trabajará. Para comprender cuales son los fenómenos que se encuentran en el
trasfondo de la problemática, es necesario indagar sobre ella detenidamente y preferentemente
desde una mirada integral, que ayude a arrojar conocimiento sobre las interrelaciones
dinámicas que operan en las configuraciones de las problemáticas sociales. Se trata de contar
con material confiable sobre el comportamiento de los problemas, para que a la hora de pensar
en posibles soluciones se logren desarrollar las que se identifiquen como más lógicas,
eficientes y viables y no aquellas que se basan en la intuición o el espontaneísmo.
Para el diagnóstico será necesario hacernos de información primaria como secundaria. Existe
un estudio actual realizado por el Departamento de Sociología de la FCS sobre las causas de
la reincidencia en las cárceles del Uruguay, en base a un modelo estadístico que utiliza datos
del Censo Carcelario realizado en el año 2010. De este estudio se desprende, que las variables
que mostraron mayor asociación entre si y mayor peso en la “determinación” de la reincidencia
son las siguientes: Internación en INAU o similar en su adolescencia o niñez; Sexo; Trabajaba
antes de entrar a prisión y Circulo con antecedentes penales.
Este estudio puede resultar útil, en el sentido que proporciona un insumo previo: conocer
cuales variables podrían ser las mas fuertes determinantes del problema de la reincidencia y
podrían ayudar a pensar en una delimitación de la población, para la acción. Sería conveniente
consultar otros estudios realizados sobre el tema.
Será necesario caracterizar a la población en relación a dichas variables y otras (cuantitativa y
cualitativamente). En una primera instancia, se realizaría un análisis sobre cómo han
evolucionado las causas de reincidencia en este centro y cuál es la situación actual.
Los datos que se buscan en este momento deben responder a las siguientes preguntas:
En cuanto a los reclusos: ¿Quiénes son los que reinciden? (caracterización integral de este
grupo) ¿Qué características comparten y cuales los diferencian de los que no reinciden? ¿Por
cuales causas reinciden? ¿Cómo es el comportamiento de este grupo en torno a la variables
independientes resultantes del estudio de Hein y Blanco (2012)
Institucional: ¿existe relación entre no reincidencia y participación en procesos educativos o
productivos en contexto de encierro? ¿Qué oportunidades de educación tienen los reclusos en
el centro? ¿Y cuales relacionadas a la actividad productiva o laboral? ¿Cómo acceden los
reclusos ellas? ¿Existen requisitos? ¿Cuáles? ¿Desde cuándo se desarrollan estas
actividades? ¿Cuáles han sido los resultados con respecto a los objetivos? En ese sentido
sería conveniente entrevistar a los docentes, profesionales y técnicos que tengan un proceso
de trabajo con los reclusos, además de los actores institucionales.
Percepciones de los reclusos sobre: procesos educativos y productivos en el encierro
(experiencias). Percepciones sobre su reinserción en la sociedad.
Percepciones de ex reclusos sin reincidencia.
En cuanto a la obtención de los datos: los datos cuantitativos sobre: internación en INAU previa
, circulo con antecedentes, trabajo antes de ingresar a prisión etc. podrían estar contenidos en
estudios que se hayan realizado desde la institución; de no ser así habrá que construir un
instrumento para recolectar dichos datos.
Datos sobre educación, trabajo en el encierro y emprendimientos, se podrían obtener de
informes o datos institucionales, en la medida de lo posible.
Por otro lado, para la obtención de los datos “cualitativos” se debería prestar mucha atención a
la construcción de las herramientas, y estrategias para su recolección. La obtención de esta
información, requiere el diálogo con los propios actores, para conocer sus percepciones. El
tratamiento de esta información debe ser cuidadoso, por diversas razones, pero a los efectos
de la obtención de la información habrá que tener presente que frecuentemente al trabajar con
poblaciones en contextos de encierro se hace difícil el acceso a la información, debido la
decisión de de los reclusos de preservársela. En el censo carcelario de 2010 de un total de
8492 reclusos, 2671 (un 31%) rechazaron brindar información (Hein y Blanco 2012).
De ser posible se indagaría también a ex reclusos de la cárcel departamental de Salto, a
aquellos que hayan reincidido alguna vez, así como a ex reclusos que no hayan reincidido, sus
perspectivas sobre el problema complementarían este análisis.
Estos aspectos permitirán una definición del problema, considerando las generalidades y datos
objetivos sobre la población, a la vez que se conocerían las visiones y perspectivas de los
actores vinculados. Una de las cuestiones a dilucidar a partir de esta primera aproximación al
problema sería ¿con que población sería mas conveniente y estratégico trabajar? ¿Se
identificaría una población vulnerable de reincidir y se focalizaría la acción allí? ¿O se
emprenderían acciones para la población en general? estas cuestiones forman parte ya de la
etapa de formulación.
Pregunta 2: Desde su perspectiva ¿qué elementos incorpora la planificación estratégica
que no estaban presentes en los procesos de planificación?
La planificación estratégica, propone una visión más global de los fenómenos sociales, esto
implica considerar los aspectos de distinta índole que tienen determinación en el problema en
cuestión. Es así que la planificación estratégica, por ejemplo exige dejar atrás una noción
ingenua o indiferente sobre los intereses políticos que están por detrás de las determinaciones
en materia de políticas o en la misma disposición de los problemas (E. Ander Egg, 2007).
Siguiendo a Ander Egg (2007) cabe señalar que la planificación estratégica y la normativa
comparten la importancia que le otorgan al cumplimiento de objetivos y metas, que se
diagraman en un esquema de tiempo según un diagnóstico realizado en primera instancia. La
diferencia: mientras que en el enfoque normativo los procedimientos que se organizan son
normativos, en el enfoque estratégico éstos son estratégicos, en donde importa
particularmente la direccionalidad de los procedimientos, manteniendo el arco direccional,
considerando a esto fundamental para el alcance de los objetivos y metas. En este enfoque
además, se considera a los actores involucrados en el proceso, en las diferentes etapas,
además de considerar importantes y necesarios los ajustes.
Este aspecto de “flexibilidad contemplada” le otorga al enfoque una gran potencialidad, ya que
termina con algunas de las contradicciones a las que se enfrentaba la planificación, al trabajar
en el ceno de la dinámica social con un modelo totalmente rígido con los problemas definidos a
priori y sin considerar la perspectiva de los actores involucrados. Además, el aprovechamiento
racional de las experiencias como forma de producir conocimiento sobre los problemas con que
se trabaja, a través de la incorporación del monitoreo y de la evaluación en tres momentos (ex-
ante, concurrente y evaluación ex-post) le otorga a la planificación herramientas para
emprender acciones más racionales, con la posibilidad realizar modificaciones acertadas (A.
Pichardo, s/d). Esto permite que la planificación se encuentre en mayor vinculación con la
realidad, necesidad que debería ser inherente a los procesos de intervención en lo social pero
continúa siendo un desafío, permitiendo que los actores involucrados sean los protagonistas en
la definición (e intervención) de sus problemas y no un técnico externo.
Se considera que la incorporación de todos estos aspectos (diagnostico participativo,
escuchando la voz de los actores involucrados; arco direccional, controlando el sentido de la
intervención, su direccionalidad; monitoreo y evaluación como seguimiento de las acciones y
los objetivos planteados; ajustes, como forma de reformulación en base a los conocimientos
construidos en el proceso) entre otros, le otorga a la planificación un marco de referencia para
actuar sobre los problemas de la realidad social de una manera más responsable, teniendo en
cuenta que el objetivo final de esta es el desarrollo social y no la planificación misma.

Bibliografía
Hein Pablo y Blanco Ruy. Estudio sobre la reincidencia de la privación de libertad en el
Uruguay Reflexiones bajo la clasificación del Árbol Lógico o Answer tree. En El Uruguay
desde la sociología X. Diversidad cultural, discriminación e inseguridad. Cuidados,
fecundidad, educación y género. Desigualdades sociales, desarrollo territorial y
movilidad. Gestión de recursos humanos, capital social y acción sindical /Alberto Riella,
coordinador. Facultad de Ciencias Sociales. Departamento de Sociología.Universidad
de la Republica. Montevideo, 2012.
Ezequiel Ander Egg. Introducción a la planificación estratégica, 1°ed. Buenos Aires, 2007.
Arlette Pichardo Muñoz. Planificación y programación social. Lumer/Havmanitas. Buenos Aires.