Está en la página 1de 9

LA CONDENA DE LA HEREJÍA ICONOCLASTA

DEFINICIÓN DEL II CONCILIO DE NICEA
1
[1]
El texto que transcribimos a continuación contiene definición dogmática y los cánones
anti-iconoclastas del II Concilio de Nicea (séptimo ecuménico) que ba!o la presidencia
de los legados romanos en"iados a propósito por el papa #driano I ($$%-$&') y con la
gu(a de )arasio patriarca de Constantinopla se celebró en el $*$ en la ciudad que +ab(a
sido sede del primer concilio ecuménico y se clausuró en el palacio bi,antino de
-agnaura contando con la presencia del emperador Constantino .I y de su madre la
emperatri, Irene
%
/012
II Concilio de Nicea
El santo y gran concilio ecuménico por gracia de 3ios y por decreto de nuestros
piadosos y cristianos emperadores Constantino e Irene su madre reunido por segunda
"e, en Nicea famosa sede metropolitana de 4itinia en la iglesia de santa 5of(a
siguiendo la tradición de la iglesia católica define lo que sigue2
#quel que nos +a regalado la lu, de su conocimiento y nos +a liberado de las
tinieblas y de la locura de los (dolos Cristo nuestro 3ios +abiendo +ec+o su esposa a la
santa iglesia católica sin mancha ni arruga
0
/61 prometió conser"arla de este modo2
Confirmó esta promesa diciendo a sus disc(pulos7 yo estoy con vosotros todos los días
hasta el fin del mundo
6
/'12 8ero esta promesa no la +i,o solamente a ellos sino también
a nosotros que a tra"és de ellos +emos cre(do en su nombre
'
/912 8ero +ay algunos
+ombres que descuidando este don embru!ados por los enga:os del enemigo se +an
des"iado de la recta ra,ón y en su rebelión respecto a la tradición de la iglesia católica
+an fracasado en su comprensión de la "erdad2 Como dice el pro"erbio +an ido errando
por las sendas de su propio campo y +an llenado sus manos de esterilidad porque +an
intentado desacreditar las sagradas imágenes con"enientes al culto de 3ios2 Ellos
pretenden ser sacerdotes pero no lo son como dice el 5e:or por boca del profeta7
Muchos pastores han devastado mi viña, han pisoteado mi campo
9
/$12 5iguiendo a
+ombres que escuc+an sólo a sus propias pasiones +an acusado a la santa iglesia
esposa de Cristo nuestro 3ios y no han distinguido entre lo sagrado y lo profano
$
/*1
1[1] Tomado de Conciliorum Oecumenicorum Decreta, editado por Giuseppe ALBERIGO y
otros, Boloña: Edizioni e!oniane, 1""1, 1##$1#%& Tradu''i(n, introdu''i(n y notas de )r&
Ri'ardo *& +orleto OAR&
,[#] Historia de los concilios ecuménicos, ed& Giuseppe ALBERIGO, -alaman'a: -./ueme,
1""#, 1,0$1#1&
#[1] E2 3, ,0&
1[3] 4t ,%, ,5&
3[6] +2& 7n 10, ,5&
6[0] 7r 1,, 15&
0[%] Ez ,,, ,6&
;
poniendo en el mismo plano las imágenes de 3ios y de sus santos y las estatuas de los
(dolos diabólicos2
8or esto el se:or 3ios no pudiendo soportar más que sus fieles fueran
contagiados por seme!ante peste nos +a con"ocado de todas partes a nosotros los
obispos mediante el fer"iente celo y la in"itación de Constantino e Irene nuestros
fidel(simos emperadores con la finalidad de refor,ar con un "oto com<n la di"ina
tradición de la iglesia católica2 3espués de in"estigaciones y discusiones profundas con
el <nico ob!eti"o de seguir la "erdad nosotros no quitamos ni agregamos nada sino que
conser"amos intacto el patrimonio doctrinal de la iglesia católica en el surco de los seis
santos concilios ecuménicos y especialmente de aquel reunido en la espléndida sede
metropolitana de Nicea y del otro celebrado más tarde en la ciudad imperial que 3ios
protege7
Creemos en un solo 3ios222
*
/&1
3e tal modo procediendo sobre la "(a regia siguiendo la doctrina di"inamente
inspirada de nuestros santos padres y la tradición de la iglesia católica =reconocemos de
+ec+o que el Esp(ritu 5anto +abita en ella= nosotros definimos con todo rigor y cuidado
que a seme!an,a de la representación de la cru, preciosa y "i"ificante del mismo modo
las "enerables y santas imágenes tanto pintadas como reali,adas en mosaico o en
cualquier otro material apto deben ser expuestas en las santas iglesias de 3ios sobre los
"asos y "estiduras sagrados sobre las paredes y tablas en las casas y en los caminos>
ya se trate de la imagen del 5e:or 3ios y 5al"ador nuestro ?esucristo o la de la
inmaculada 5e:ora nuestra la santa -adre de 3ios de los santos ángeles de todos los
santos y !ustos2 3e +ec+o cuanto más frecuentemente son contempladas estas imágenes
tanto más son lle"ados aquellos que las contemplan al recuerdo y al deseo de los
modelos originales y a tributarles besándolas respeto y "eneración2 No se trata
ciertamente de una "erdadera adoración /latrei"a1 reser"ada por nuestra fe solamente a
la naturale,a di"ina sino de un culto similar a aquel que se tributa a la imagen de la
cru, preciosa y "i"ificante a los santos e"angelios y a los demás ob!etos sagrados
+onrándolos con el ofrecimiento de incienso o de luces seg<n la piadosa costumbre de
los antiguos2 En realidad el +onor tributado a la imagen pertenece a quien en ella está
representado y quien "enera a la imagen "enera la realidad de quien en ella está
reproducido2
3e este modo se refuer,a la ense:an,a de nuestros santos padres o sea la
tradición de la iglesia uni"ersal que +a recibido el E"angelio de un conf(n al otro de la
tierra2 #s( somos seguidores de 8ablo que +a +ablado en Cristo del di"ino colegio
apostólico y de los santos padres manteniendo las tradiciones que +emos recibido
&
/;@12
#s( podemos cantar a la iglesia los +imnos triunfales a la manera del profeta7 Alégrate,
hija de Sión exulta hija de Jerusalén go!a y alégrate con todo el cora!ón el Señor a
"uitado de en medio de ti las ini"uidades de tus adversarios, has sido li#erada de las
manos de tus enemigos$ %ios, tu rey, est& en medio de ti ya no ser&s m&s oprimida por
el mal
;@
/;;1 y la pa, +abite contigo para siempre2
%["] -i/ue el s.m8olo de 9i'ea$+onstantinopla y lue/o se enumeran las !ere:.as 'ondenadas y
las ;erdades de 2e de2inidas por los 'on'ilios anteriores&
"[15] +2& , Tes& ,, 13&
%
Auien osase pensar o ense:ar de otro modo o siguiendo a los imp(os +ere!es
"iolase las tradiciones de la iglesia o in"entase no"edades o rec+a,ase algo de lo que +a
sido confiado a la iglesia como el E"angelio la representación de la cru, las imágenes
pintadas o las santas reliquias de los mártires> quien pensase sub"ertir con astutos
embrollos cualquiera de las leg(timas tradiciones de la iglesia uni"ersal> o quien usase
para usos profanos los "asos sagrados o los "enerables monasterios nosotros
decretamos que si es obispo o clérigo sea depuesto si es mon!e o laico sea excluido de
la comunión2
Anatemas es!ecto a las sa"adas im#"enes
I
5i alguno no admite que Cristo nuestro 3ios está circunscrito seg<n la +umanidad sea
anatema2
II
5i alguno no admite que los relatos e"angélicos sean representados en imágenes sea
anatema2
III
5i alguno no +onra estas imágenes /+ec+as1 en el nombre del 5e:or o de sus santos
sea anatema2
I.
5i alguno rec+a,a cualquier tradición eclesiástica sea escrita o no escrita sea anatema2
Notas
;;
/%1 +2& <u8ert 7EI9, Bre;e storia dei 'on'ili& I ;entuno 'on'ili e'umeni'i nel =uadro della
storia della +!iesa& %> edi'i(n, Roma ? Bres'ia: <erder $ 4or'elliana, 1"%", 10$1%& +ontra esta
tesis <ans$Geor/ BE+@, La i/lesia /rie/a en el per.odo del i'ono'lasmo, en 4anual de !istoria
de la I/lesia, III, Bar'elona: <erder, 1"%0, "5&
La cisis iconoclasta en la I"lesia Oiental $Si"los %III&I'(
)es*!*estos +ist,ico&teol,"icos
$1(
15[11] -o2 #, 11 ss ALBBC&
;;
0
1- El .cono como ima"en de c*lto
3istinguimos en primer lugar entre arte profano arte religioso y arte sacro (cf2 Buardini
'a escencia de la o#ra de arte Buadarrama -adrid ;&9@2)
C El arte !o/ano 0 eli"ioso tienen en com<n que el nacimiento de lo representado
"iene del cora,ón del artista de su inspiración2 El arte en este sentido es un medio de
comunicación con el artista y con su experiencia inspiradora (sea esta de origen
religiosa o profana)
C El arte sa"ado expresa un contenido que es dado al iconógrafo a partir de la fe de la
Iglesia y la celebración lit<rgica2 El iconógrafo es un ministro que debe representar un
arquetipo que lo trasciende y que se encuentra "i"o en la comunidad cristiana2 Da
imagen sagrada +ace c*lto es elemento esencial de la acción cultual (no se puede
celebrar la misa sin la cru, y las "elas> en oriente no se puede celebrar sin el (cono)2
C Da diferencia entre arte religioso y arte sacro podr(a e!emplificarse como la diferencia
entre un poema religioso y un +imno lit<rgico2 Cuando la imagen sagrada llega a ser
Ecosa1 (res) de!a de ser sacra2
El (cono7
C en cuanto ate dice relación a la experiencia estética +umana
C en cuanto a ate saco entra en relación con la expresi"idad cultual +umana que se
reali,a normalmente en todas las religiones
C en cuanto ate /i"*ati2o es una de las expresiones +umanas !unto con la escultura
arquitectura etc2
C en cuanto ate cistiano de alguna forma expresa la no"edad cristiana en la +istorai7 el
misterio de la encarnación2
Ftra distinción7
C El arte sim3,lico7 +ace pensar asociar reflexionar (e!2 las figuraciones de Cristo7
cordero buen pastor primer #dan etc2)
C El arte e!esentati2o (el signo) +ace conocer (e!2 por una fotograf(a se cómo es una
persona una casa un lugar etc2)
Da expresión pri"ilegiada de la Eno"edad cristianaG es ciertamente la palabra2 Cuando
3ios +abla el +ombre escuc+a2 8ero cuando 3ios EmiraG (a tra"és del (cono) el +ombre
debe de!arse mirar2 El (cono cristiano está estrec+amente ligado a esta palabra en cuanto
que el <nico y "erdadero (cono es el .erbo +ec+o carne ?esucristo (cf2 Hb ;07
irradiación de la gloria de %ios e impronta () de su su#stancia)2 El .erbo imprime el
EcaracterG del 8adre a toda la creación2 5e puede representar a 3ios "isiblemente
entonces porque confluyen la creación por el .erbo y la encarnación del .erbo2
6
El lengua!e del (cono no es conceptual no es sonoro no tiene la "iolencia de la
e"idencia> en cambio +abla a quien lo mira con cora,ón tranquilo y por muc+o tiempo2
3ice expresi"amente 3aniel #nge7 Amo los íconos solo por esto* en ellos %ios ha#la
con un lenguaje de po#res$ +s una consolación para los po#res$ Amo a los íconos,
por"ue se parecen a %ios* tienen su misma manera de acercarme, po#remente,
discretamente, silenciosamente$ ,n ícono no se impone$ -o violenta la mirada (como
hace la cultura contemporanea)$ -o demuestra nada, no comprue#a nada, no "uiere
ser una evidencia$ .omo %ios$ Se necesita tiempo, muchas veces años para entrar en
ellos$ %elante a "uien mira el ícono aguarda, espera, espera ser penetrado y
comprendido, y por esto amado$ /ide una confian!a, suscita una larga paciencia,
despierta una cierta ternura$ .omo hace %ios$ Sus formas son austeras, po#res, se
a#ren solo al cora!ón$ -o crea un 0pathos1, no est& adornado, no exagera, no estimula
la emoción o la sensi#ilidad, sino solamente a"uella "ue despierta la sonrisa en un
niño$ Atrapa la mirada solamente para a#landar el cora!ón del hom#re$ +n el ícono
todo es po#re y pide al!ar los ojos hacia lo alto, hacia a"uella región de la cual reci#e
22no se sa#e #ien cómo22 su silencio y su lu!$
(%)
3esde el punto de "ista +istórico la crisis iconoclasta de los siglos .III y II maduró
una conclusión expresada en pocas palabras7 EDo que el Dibro dice con las palabras el
(cono lo anuncia con los colores y lo +ace presenteG (Concilio Constantinopolitano I.
I 02)
4- El nacimiento del .cono
Confluyen muc+os factores7 por un lado el impacto cultural reali,ado por el cristianismo
en los primeros siglos por otro la progresi"a reflexión teológica expresada sobre todo
en los Concilios cristológicos2 Das culturas que más +an condicionado al cristianismo
son el !udaismo el +elenismo y la latinidad2 Cada una a su manera +a contribuido a que
la Iglesia desarrollara la teolog(a icónica2
C C*lt*a 5*d#ica7 pro+ib(a todas las representaciones pero usaba algunas imágenes>
i2e2 la serpiente de bronce los
querubines2 El cristianismo
lentamente supera y +ace pasar el
arte sim3,lico (e!2 imagen del buen
pastor en las catacumbas) al arte
/i"*ati2o o e!esentati2o (e!2
Cristo pantocrator etc2)2
C C*lt*a "ie"a7 las imágenes
sagradas recib(an el nombre de
a"almatas (del "erbo agallo7 celebrar con ofrendas u otros dones de piedad)2 Do
contrario de agalma es el eidolon que significa sombra fantasma imagen sin
profundidad2 Dos eidolon no ten(an un arquetipo o un paradigma2 Da representación de
los eidolon eran los ei3ones7 por e!emplo retratos e imágenes +istóricas en general2
8odr(amos decir entonces que a los dioses con"en(an las agalmatas en cambio a los
+ombres los ei3ones2 El cristianismo "a a desarrollar su arte usando el género de los
ei3ones (aporta la +istoricidad a la cultura griega)2 3e aqu( deri"a la palabra ícono2
'
C C*lt*a omana7 contin<a la cultura griega pero aporta dos elementos propios el
culto de latria dado al Emperador y a su imagen y la función !ur(dica que ten(a la
imagen (estatua) del emperador (por e!2 colocar las lla"es de una ciudad delante de la
estatua del Cesar implicaba un acto !ur(dico)2
En resumen7 el cristianismo desarrolla las consecuencias de la encanaci,n al
confrontar la cultura +ebrea la idea de seme5an6a con los griegos y la !esencia con el
mundo romano2
El arte cristiano en los tres primeros siglos es sobre todo arte simbólico2 El (cono como
tal nace en el arco de tiempo que "a de Constantino (0@9-00$) a ?ustiniano ('%$-'9')2
3esde la batalla del 8uente -il"io se sustituyen las insignias del e!ército con el
chrismón
#l tiempo el chrismon se unió a un retrato simbólico de Cristo7 el s(mbolo cristiano se
+ace s(mbolo eficá, ya que ayuda a los soldados y a quienes le in"ocan2 3e aqu(
también surgen los rostros arquet(picos de Cristo sustituyendo inclusi"e al retrato del
emperador adquiriendo por este lado la misma EpresenciaG que inspiraba la figura
imperial2
7- )imeos ad2esaios del .cono
C El concilio de El"ira (0@@-0@0) se pronuncia contra las imágenes en las iglesias por el
temor a la idolatr(a pagana2
C Eusebio de Cesaréa en carta a Costan,a +ermana del Emperador que le ped(a una
imagen de Cristo le dice que no es posible tener una imagen de la +umanidad
glorificada de Cristo7 EAuieres conocer la imagen de Cristo como escla"o o la del Cristo
inmutable222G Eusebio dirá que el Cristo conocido seg<n la carne no existe más2
C Dos monofisistas absorben la +umanidad de Cristo en su di"inidad por lo tanto
despues de la resurrección no es representable2
C En los siglos I. y . +ay muc+os obispos e inclusi"e santos que se oponen a la
"eneración de las imágenes tanto en oriente como en occidente7 Epifanio de 5alamina
(0;'-6@0) dice7 $$$tened siempre a %ios en vuestros cora!ones, y no en la iglesias,
por"ue es indigno para un cristiano tener "ue recurrir al auxilio de los ojos y de los
sentidos para permitir "ue la propia alma se eleve a %ios$
C 5an Bregorio -agno por el contrario defenderá a las imágenes porque tienen una
función catequética para los fieles2
C En general podr(amos decir que la preocupación por mantener puro el culto para que
se reali,e seg<n el dic+o del 5e:or Een Esp(ritu y .erdadG será la ra(, de todo
mo"imiento iconoclasta2
8- )ime !e.odo de la cisis iconoclasta $94:&9;9(
El iconoclasmo es una +ere!(a imperial es una luc+a por la E"erdadera religiónG
conducida sobre todo por dos Emperadores7 Deón III ($;6-$6;) y su +i!o Constantino .
9
($6;-$$')2 Dle"arán adelante las tesis anti-icónicas propuestas por 0** obispos en el
Concilio de Hier(a ($'6)2 Dos argumentos se pueden resumir en tres proposiciones7
C El prosopon o hypostasis de Cristo es inseparable de sus dos naturale,as
C Jna de estas dos naturale,as la di"ina es incircumscri"ible
C 8or lo tanto es imposible circumscri"ir (delinear dise:ar) el prosopon de Cristo2
Dos defensores o icon<dolos contestan sin muc+a fundamentación teológica7 afirman
simplemente que el (cono es a3eropita (no +ec+a por mano de +ombre)2
En esta primera fase el pensamiento más profundo es el de 5an ?uan 3amasceno (9'$-
$6&)2 En sus tres %iscursos defendiendo las imágenes sagradas "a a centrarse sobre todo
en el misterio de la encarnación7
C EKo no "enero la materia sino al Creador de la materia que se +a +ec+o materia a
causa m(a> aceptó +abitar en la materia y con la materia +a obrado mi sal"ación222 Ko
+onro y trato con "eneración también a toda la otra materia a tra"és de la cual me +a
"enido la sal"ación ya que está llena de potencia de gracia2 LF no es acaso de materia
la madera de la cru,M LNó es materia el monte "enerable y santo el lugar del BólgotaM
LNo es materia la piedra y roca santa dadora y portadora de "ida tumba santa fuente
de nuestra resurecciónM LNo es materia el sant(simo libro de los e"angeliosM LNo es de
materia la mesa "i"ificante que nos prepara el pan de la "idaM LNo son materia el oro la
plata con los cuales se +acen cruces patenas y cálicesM LK ántes de estas cosas no son
materia el cuerpo y la sangre del 5e:orM K entonces elimina del culto y la "eneración
todas estas cosas o sinó concede a la tradición de la Iglesia también la "eneración de las
imágenes santificadas por el nombre de 3ios y por los amigos de 3ios y por este moti"o
cubiertas con la gracia del Esp(ritu 5antoG (I ;9)2
<- N*e2a cisis 0 s*!eaci,n de/initi2a $;17&;84(
El iconoclasmo "a a ser retomado por el Emperador Deón . el armenio2 Esta fase "a a
culminar con el 4riunfo de la ortodoxia el ;; de mar,o del *602 Dos iconoclastas en esta
etapa se "an a "ol"er más exigentes y "an a obligar a la Iglesia a elaborar me!or los
argumentos pro-icónicos2 El aporte decisi"o luego continuado por los padres
Capadocios y por 5an -áximo el Confesor lo +ará el patriarca 5an Nicéforo de
Constantinopla ($'*-*%&)2
C 3istingue entre imagen natural (como la presenta 8latón en el timeo) y imagen
artificial (como la presenta #ristóteles en sus .ategorías7 dif2 entre la physis y la tecné)2
Da imagen natural nace de una relación de seme!an,a entre el ob!eto y su arquetipo2 Da
trasfiguración de Cristo no cambia su naturale,a +umana> el cristiano al ser di"ini,ado
por la "ida cristiana no se modifica en su ser natural (sigue comiendo creciendo
padeciendo muriendo)2
C 5e profundi,a también el "alor y el significado de la oi3onomia o dispensatio con el
consecuente esclarecimiento de la relación entre .erbo creador y .erbo encarnado2
Ftro aporte al esclarecimiento teológico lo +ace 5an 4eodoro Studita ($'&-*%9)2
$
C )eodoro clarificará la relación entre el prototipo (Cristo) y su presencia en el (cono2
.a a exluir de la presencia una energ(a o necesidad material ya que el (cono no reali,a
una participación entitati"a en el cuerpo de Cristo2 El que mira y se de!a mirar por el
(cono es el que participa de la naturale,a di"ina de Cristo por estar bauti,ado2 El (cono
reali,a un ser"icio en orden a tal participación2
C El prototipo no está en la imagen seg<n la escencia sino que tiene una relación de
seme!an,a2 Da presencia del arquetipo en el (cono es análoga a la presencia del locutor
en la palabra que profiere2 Da relación de seme!an,a reali,a en el que mira una
comunión con Cristo de orden intencional (orienta la mirada +acia aquel que mira)2
C En este sentido la parte central del (cono son sus o!os7 ellos son la "entana +acia el
Nostro de Cristo2 Dos o!os están cargados de EintencionalidadG expresi"a2
El segundo Concilio de Nicea ($*$) pone fin desde el punto de "ista teológico y
dogmático a la contro"ersia sobre los (conos2 Dos padres establecen que7 E222 de modo
seme!ante a la imagen de la preciosa y "i"ificante cru, +an de exponerse las sagradas y
santas imágenes tanto las pintadas como las de mosaico y de otra materia con"eniente
en las santas iglesias de 3ios en los sagrados "asos y ornamentos en las paredes y
cuadros en las casas y caminos las de nuestro 5e:or y 3ios y 5al"ador ?esucristo de la
Inmaculada 5e:ora nuestra la santa -adre de 3ios de los preciosos ángeles y de todos
los "arones santos y "enerables2 8orque cuanto con más frecuencia son contemplados
por medio de su representación en la imagen tanto más se mue"en los que éstos miran
al recuerdo y deseo de los originales y a tributarles el saludo y adoración de +onor no
ciertamente la latr(a "erdadera que seg<n nuestra fe sólo con"iene a la naturale,a di"ina>
sino que como se +ace con la figura de la preciosa y "i"ificante cru, con los e"angelios
y con los demás ob!etos sagrados de culto se las +onre con la ofrenda de incienso y de
luces como fue piadosa costumbre de los antiguos2 O8orque el +onor de la imagen se
dirige al originalO (5an 4asilio) y el que adora una imagen adora a la persona en ella
representada2G (3s 0@%)2 /"ease el texto completo de los cánones del Concilio Niceno
II1
C El Concilio establece por lo tanto que se deben "enerar de igual manera la imagen
"isible y la imagen "erbal la que entra en la mente por los o!os y la que entra por las
ore!as la imagen luminosa y la imagen sonora la palabra oral o escrita y una imagen2
3icen más7 la imagen es una palabra es un lengua!e análogo al de la palabra que reali,a
el anuncio y la celebración de la sal"ación2

:- F*ndamentos teol,"icos
C Da encarnación del .erbo de 3ios
5uien me ve a mi ve al /adre (?n ;6&)
+l es imagen (ícono) del %ios invisi#le (Col ;;')
+s irradiación de la 6loria e impronta de su su#stancia (Hb ;0)
+ste Jesus "ue ha estado entre ustedes y fue llevado al cielo volver& de la
misma manera "ue lo han visto ir al cielo (Hc+ ;;)
*
C El (cono es mediador entre las dos "enidas entre los dos +ec+os7 la encarnación y la
escatolog(a2
C Da Iglesia de la misma manera que guarda su palabra debe guardar su rostro para
reconocerlo cuando "uel"a2
9- Himno en la /iesta de la Otodo=ia
El ;; de mar,o primer domingo de Cuaresma se celebró en Constantinopla la "ictoria
de los sostenedores de los (conos2 El 3ont&3ion bre"e oración bi,antina se sigue
repitiendo desde entonces una y otra "e,7
El .erbo incircunscripto de 3ios 8adre
se +a circunscripto encarnándose en t( -adre de 3ios
y +abiéndo restablecido la imagen (ei3on) deformada
a su antigua dignidad
la +a unido a la di"ina belle,a2
8or lo tanto reconociendo y confesando la sal"ación
nosotros la representamos con la acción y la palabra2
El 3ios-Hombre el 5e:or está presente en su 8alabra para +ablarnos en el pró!imo
para encontrarnos en su Nombre para socorrernos en su (cono para mirarnos en la
asamblea para reunirnos en su Cuerpo y 5angre entregados para asimilarnos a Pl2
Notas
;2 Das notas que siguen se basan fundamentalmente en los apuntes del curso
7undamentos para una teología icónica del 82 5ante 4abolin Jni"ersidad Bregoriana
a:o académico ;&*9-*$2 5e puede consultar también7 -2 3onadeo +l ícono, imagen de
lo invisi#le (4rescia ;&*@) +ay traducc2 cast2> 8aul EudoQimo" '8Art de l8icone*
théologie de la #eauté ed2 434 (8aris ;&$%) +ay traducc2 cast2> D2 FuspensQy
4héologie de l8icone dans l8+glise orthodoxe éd2 du Cerf (8aris ;&*@)> C2 "on
5c+oenborn '89cone du .hrist$ 7ondements théologi"ues éla#orés entre le 9
er
et le 99
e

.oncile de -icée (:;<2=>=) éd2 Jni"ersitaires Rribourg (5uisse ;&$9)> E2 5endler
'89c?ne, image de l8invisi#le* élements de théologie, esthéti"ue et techni"ue ed2 434
(8aris ;&*;) traducc2 italiana ed2 8aulinas (Noma ;&*6)2
%2 3aniel #nge (pseudónimo de 82 #ndronicof) +l a#ra!o de fuego* el ícono de la
4rinidad de @ou#lov ed2 434 (8aris ;&*;) 6'-692
&