Está en la página 1de 3

FINAL FANTASY XIII Episode Zero Friends - Capítulo 1

by Vanille Final Fantasy XIII Blog http://novacrystallis.blogspot.com

Llamadas al atardecer, siempre indeseables. Siempre, sin excepción.

Habiendo solo vivido catorce años, probablemente todavía era un poco pronto para decidir que algo no tenía ningún tipo de excepción. "Pero es verdad.", pensó Hope mirando a su madre, de espaldas a él.

"No, no, está todo bien. No te preocupes. Nos estamos divirtiendo nosotros dos solos. Bowdam es un lugar muy agradable, no hemos tenido problemas con el hotel, y el océano es precioso."

Estaba su padre al teléfono. Hope lo supo desde el mismo momento en que sonó. Y también podía adivinar por qué estaba llamando. Después de todo, estaba atardeciendo. Podía ver desde la ventana, tras el hombro de su madre, que el día se oscurecía.

"Ya

ya veo. Entiendo. Qué mal

"

"Bingo.", pensó Hope. Podía decir por la forma en que la voz de su madre temblaba que tenía razón. Le habían llamado del trabajo, estaba ocupado, no podría venir mañana. Eso era probablemente lo que le estaba contando.

Estas iban a ser supuestamente unas vacaciones para los tres. Diez días en un complejo en la playa, con estancia en un apartamento. Su madre lo tenía ya planeado desde hacía medio año. Simplemente para divertirse y relajarse, no para ver nada en particular. O por lo menos eso es lo que ella dijo. "Vamos a divertirnos, nosotros tres solos. Ha pasado mucho tiempo desde la última vez."

Pero él sabía lo que realmente significaban las palabras de su madre. Siendo su marido tan ocupado, y estando su hijo en una edad tan difícil, la adolescencia, se estaban alejando entre ellos más y más. Ella no sabía qué hacer, así que seguramente pensaría que si hubiera algún lugar diferente, algún lugar que no fuera su casa, finalmente tendrían tiempo para hablar. O por lo menos eso es lo que la mayoría de gente pensaría.

Hope no había estado esperando con ganas las vacaciones. No sabía lo que le tendría que decir a su padre teniendo que verle diez días seguidos todo el tiempo, o cómo tendría que comportarse. Incluso pensar en eso le hacía sentirse irritado , así que le alivió el saber que había salido de viaje de negocios. Les dijo que se encontraría con ellos más tarde, pero Hope no le creyó. Probablemente, en el último momento, aparecería algún meeting al que tendría que ir. Diría que alguien importante del Sanctum estaría allí, poniendo excusas. Siempre era así. No importaba lo pequeña que fuera la promesa, su padre siempre la rompería a causa de su trabajo.

"Está bien, no te preocupes. Ni siquiera tenemos tiempo para aburrirnos, hay demasiadas cosas para hacer."

Su madre forzó la voz para parecer más contenta. Como siempre. Hope quería decirle que no tenía que intentar aparentar felicidad con tantas ansias. Siempre que su padre rompía sus

promesas, ella nunca le culpaba. En lugar de eso, se inventaba razones y excusas. "Tu padre trabaja duro.", diría ella. "Tiene muchas responsabilidades. Gente importante dentro del Sanctum confía en él. Está trabajando duro por todos." Era tan triste ver que nunca decía

nada en contra suya daba las gracias.

Pero no importaba cuanto se esforzara ella en defenderle, él nunca le

"Mi padre no tiene interés,", pensó Hope, "ni en lo buena que sea ella con él, ni en mí."

No podía estar seguro de si realmente su madre no se daba cuenta de ello, o de si, por el contrario, solamente estaba haciéndose la tonta.

"De una forma u otra, no importa. Es mi padre el que está equivocado.", se dijo a sí mismo.

"¿Mañana? Vamos a ir a Ewleed, tal y como planeamos. Sí, ya han terminado de limpiar la zona tras ese accidente."

Hace tres días, había ocurrido un grave accidente en la planta de energía del Cañón de Ewleede. Toda la zona estaba clausurada y se habían suspendido todos los tours de la planta hasta el día de hoy. "Acaban de terminar las reconstrucciones, y hace poco rato nos han hecho saber que mañana los visitantes volverán a tener permitida la entrada."

"Todo estará bien. Quiero decir, el fal'Cie decidió que era seguro. Eso debería ser suficiente para que podamos ir de excursión por el campo, ¿verdad? Te preocupas demasiado."

"Como si se preocupara.", pensó Hope. Por supuesto, no lo dijo en voz alta. Sabía que solo serviría para que su madre se pusiera triste. Su cabeza lo sabía, pero su corazón

"No va a venir, ¿a que no? Estaba claro." Las ásperas palabras se desprendieron de su boca nada más su madre colgó el teléfono.

"No hay nada que él pueda hacer. Ocurrió ese accidente en Ewleede, lo sabes, y todo el mundo en el Sanctum se aterrorizó. Por supuesto, ha afectado también al trabajo de tu padre.

"¡Oh! Pero dijo que llegaría a tiempo para el festival de los fuegos artificiales."

Otra vez con las promesas que nunca cumple. Para empezar, debería dejar de hacerlas.

"Como sea, dejemos de hablar de él. Esté aquí o esté en casa, va a seguir diciendo las "

mismas cosas. ¿Cómo va el colegio? ¿Estás estudiando? Nada más. Es como

Como un disco rayado, iba a decir Hope, pero la tristeza en en los ojos de su madre le hizo callar.

"Ah, sí, ¿no decías que querías que te ayudara con algo?", dijo él, intentando conducir la conversación a otra parte. Es estúpido enfadarse por culpa de alguien que ni siquiera está aquí.

"Sí, cierto. ¿Podrías lavarme estas verduras?"

"¿Verduras?"

"Bueno, ya que estamos viviendo en un apartamento que tiene cocina, me parece un desperdicio de dinero seguir comiendo fuera todos los días."

Sacó un envoltorio amplio que olía bastante mal. No la clase de olor que encontrarías en una tienda de comestibles.

"¿Cuándo has tenido oportunidad de comprar esto?"

"Esta mañana, una persona de la ciudad me lo dio."

"Oh, sí, esta mañana mamá se levantó temprano.", pensó Hope. Se había quedado dormido otra vez, y ella había salido a dar una vuelta. Debió haber sido entonces cuando lo compró.

"Me dijeron que son ingredientes que utilizan en su cafetería. Hay varias cosas que compran en el mercado, pero también cultivan sus propias verduras. Aquí, lava estas."

Su madre separó las verduras, dándole a Hope cosas llenas de bultos con forma de patatas. La mujer sostenía algunas hojas comidas por insectos. "Nunca encontrarás algo así en ninguna tienda de comestibles en Palumpolum, ni en ninguna otra parte."

"Siempre metida en líos extraños.", dijo Hope suspirando, y abrió el grifo. No era la primera vez que su madre hacía algo así.

"¡Pero fue tan interesante! El encargado de los fuegos artificiales era un hombre muy fashion, de buena apariencia y joven, sabes. Cuando me enteré de que trabajaba en una cafetería dejó de parecerme extraño. Y había un chico más bajo, creo que solo un poco más mayor que tú."

"Sigue siendo extraño, el elegir trabajar en el campo."

"¿De verdad? Parecía que se estaban divirtiendo."

Gente que cultiva sus propios alimentos

plantas productoras que, bajo las órdenes del fal'Cie, se encargaban de producir enormes cantidades de comida de alta calidad y que además era vendida a bajo precio. Él no sabía cuánto costarían las semillas de verduras, pero si su precio fuera parecido al de las semillas de flores que había visto en tiendas de jardín suministradoras, entonces era posible que cultivar tu propia comida no fuese nada barato.

Hope no lo podía terminar de entender. Si había

"Y entonces vino esta chica y empezaron a hablar, y así terminó él dándome las verduras."

"No tienes vergüenza."

"Soy madre, soy fuerte."

Se rió, y empezó a lavar las hojas agujereadas por insectos. Era como si hubiera olvidado completamente la llamada telefónica de hace solo unos pocos minutos. "Si tan solo hubiésemos venido de vacaciones sin contar con él desde el principio," pensó Hope, "entonces ella no se preocuparía tanto, y podría reírse así. Esa es la razón por la que le odio. "

Odio las llamadas al atardecer

Restregó con fuerza la suciedad de las verduras. "Si pudiera borrarlo todo tan fácilmente

"