Está en la página 1de 80

Serie Manada de Luna
01 -Atrayendo a Anthonny 02 - Acosando a Ben 03 - Cortejando a Calvin 04 - Descartando a Dare 05 - Enamorando a Elliot 06 - Familiarizandose con Farro 07 – Ganando a Gabe 08 - Cazando a Henry 09 – Inflamando a Inno AMBER KELL

1

Dedicatoria:
2
Para Tonya que me ayudó a llegar a un "yo" nombre.

CAPITULO 1
Inno Weston se agachó detrás del contenedor de basura, sus piernas temblando cuando se puso en cuclillas en un charco que olía a orina y vómito. No era un aroma que anhelaba embotellar y rociar por la mañana. Pero esta noche, esta noche lo usaría como camuflaje hasta que estuviera seguro de que los mutantes se habían ido. Infiernos, entraría a raudales a ello, si no pensara que esto fuera a infectar su herida. Seguramente incluso los psicóticos hombres lobo no podía olerlo a través del hedor. No sabía quiénes eran cuando por primera vez lo agarraron, pero después de ver a un hombre pasar de ser un werekin normal a una criatura aterradora congelado en una grotesca forma mitad lobo, mitad humano sabía que no quería que le sucediera a él. Con movimientos lentos y cuidadosos, se palpó el bolsillo sin el deseo de provocar cualquier ruido o llamar la atención sobre su ubicación. El alivio lo sacudió cuando sus dedos rozaron a través del frasco el vial del suero, una razón por la que se mantenía libre y sin daño alguno. Su fuga habría sido en vano si se hubiera roto el contenedor durante su carrera precipitada a través de la ciudad. Pero hasta ahora no había defraudado a Blake por romper su palabra o el frasco. El mutante, Blake, ayudaba al científico en el laboratorio, pero por razones personales tuvo piedad de Inno y preparó el camino para que Inno escapara si se comprometía a ayudar a transportar la fórmula a través la ciudad. Inno no sabía lo que hubiera hecho si se hubiera roto el frasco. Regresar a su jaula en el laboratorio no era una opción. Para su siguiente truco, tenía que encontrar al Alfa Silver y pasarle la muestra. Cuando Blake le había entregado la fórmula impresa con el vial, Inno había jurado llevarlo a la manada de la Luna. A pocos segundos de convertirse en un mutante, Inno, con gratitud, agarró la oportunidad de ayudar. Esperaba que Silver tuviera los recursos para examinar el líquido y descubrir sus secretos. Por lo que Inno había oído, Silver tenía una manada grande y Blake se mostraba confiado de que el Alfa podría ayudar.

3

Tal vez si se quedaba tranquilo el peligro pasaría. de C). Inno casi podía oír la renuncia al final. si fue un lobo y perdiera su ropa. Un grito rasgó el aire y se hizo eco a través del profundo callejón. un hecho reforzado cuando un mutante casi lo destripa cuando corría para escapar. . aproximadamente… (N. al menos doce pies de alto1. Inno se hizo un ovillo y cerró los ojos para ocultar su brillo. Mejor. —La voz susurrante envió dedos de miedo hasta la columna vertebral de Inno. Si no se movía rápido sangrarían sus heridas. Sabía que la voz pertenecía al mutante que casi lo mata ―. Había prometido entregar el vial al Alfa Silver. el único cambiaformas que tenía suficiente poder para posiblemente detener las mutaciones. advirtiendo a la gente acerca de cómo el producto fabuloso llevaba a veces a la locura o incluso a la muerte. Por favor. 1 Son 3. Des afortunadamente. Por favor. ―Salid. que no me vea. No se necesitaba la mutación para lograr el final de su vida. él no tenía la opción de cambiar de forma. No tenía mucha habilidad de lucha. El ruido aterrorizó a Inno aun más que los susurros anteriores. Su lobo interno le instó a cambiar para que pudiera sanar. 4 El hombre parecía un comercial de promoción de fórmula mutante. Tienes que ir al laboratorio para que puedas ser uno de nosotros. los dientes de Inno castañeteaban del frío y los golpes. Más fuerte.De pie en el callejón congelante. Más rápido. Él no podía mantenerla protegida. llenó la pared de enfrente del callejón cuando sonidos de pasos se acercaban. Inno no quería encontrarse con algo bastante resistente para sacar a un mutante y mucho menos varios. se retiró más a las sombras. salid pequeño lobo. que no me vea. Una sombra. Apretó la mandíbula. La falta de sensibilidad en los dedos de Inno significaba que un final sangriento podría ser una opción real.66 metros.

pero creo que la primera palabra es la mejor acepción (N. 5 La palabra se susurró en su cabeza mientras examinaba al portador de la muerte. y por un momento le preocupaba que pudiera añadir volumen del charco en donde se acurrucaba. y una besable. El corazón de Inno martillaba contra su pecho. Quien dijo que la curiosidad mató al gato. »Hey. ahora. si fuera posible. barbilla puntiaguda. los pasos se detuvieron delante de él. fundiéndose con ella. acarició sus oídos. ¡No cambies! ¡No cambies! Pensó mucho en su mitad lobo. . luchando con su interior animal. Luchó contra el impulso de transformarse en su bestia. No voy a hacerte daño. cuando se escondía en la oscuridad del monstruo en su armario. espléndido. El impulso de pánico de controlar tiró a través de su cuerpo. Maravilloso2. Luchando contra el deseo de escoger una forma mas fuerte. No tenía suficiente práctica para controlar al lobo de todos modos. iba a morir en este callejón estúpido y no cumpliría su promesa.El destello atrás de su niñez. La piel del hombre brillaba blanca y perfecta con pómulos altos. más rica que un río de chocolate. ―¿Qué tenemos aquí? —Una voz. la curiosidad hizo que Inno levantara la cabeza y abrirera los ojos para enfrentarse a su destino. Inno se estremeció y trató de acercarse a la pared. Tenía que escapar. Incluso las llamas rojas que brillaban en las profundidades de los ojos oscuros extraños no le quitaban ningún pedazo de atracción. Maldita sea. precioso. Ocultarse de esta criatura que el instintivamente sabía iba a ser mucho más peligroso que los mutantes que lo cazaban. primoroso”. Por desgracia. Cuando el orador no dijo nada más pero no se apartó. su estómago se revolvió. de C). exuberante boca. no había conocido a un cambiaformas lobo. tal como sabía que lo haría. 2 Gorgeous significa “maravilloso.

tratando de no asustar al joven. »Estás herido. Él no sabía por qué los mutantes estaban cazando a la pequeña cosa bonita. un miedo repentino golpeó a Mikel. Mikel nunca se había sentido más feliz en su vida. solo y perseguido por mutantes. Los colmillos de Mikel cayeron. pero Mikel no quería asustarlo más. . Mirando a su alrededor. Los lobos siempre usaban el nombre de la manada como su apellido. La bestia de Mikel se retiró un poco cuando la voz del hombre más pequeño lo calmó. ―Yo-yo estoy bien. A pesar del hedor del callejón horrible y los restos sangrientos de una costra mutante por debajo de sus uñas. tuvo que luchar contra su propia bestia interior tan duro como el cambiaformas lobo parecía estar luchando contra la transformación segundos antes. Para los sentidos del vampiro. sus sucios rizos rubios rebotaron con la fuerza de la negación. sería un pequeño ataque lejos un cambiaformas muerto.Mikel le sonrió al cambiaformas lobo. ―¿Estás realmente bien? Consiguió una cabezada. Para alguna razón. »¿Cuál es tu nombre? —Mantuvo su tono de voz suave no queriendo asustar al hombre más pequeño. la idea de que la criatura delicada estuviera herida aterrorizó a Mikel. ―Inno Weston. sus dedos se alargaron y crecieron las uñas largas. ―Nunca he oído hablar de la manada de Weston. El cambiaformas lobo movió la cabeza frenéticamente. el aterrorizado cambiaformas lobo brillaba como una estrella brillante en la penumbra. Un cambiaformas lobo. preocupándose de disolver completamente su habitual 6 forma pulida. El viento cambió y llegó el olor de la sangre a su nariz. —Mikel acusó.

Mikel apenas distinguió las palabras.―Es el apellido de mi madre. ―Yo no tengo una manada —repitió de nuevo. se unió a los lobos para ser parte de una manada y la mayoría de los felinos eran solitarios. Inno gruñó como un animal atrapado. la mandíbula Mikel se quedó boquiabierto. La paciencia de Mikel se desvaneció cuando el olor de la sangre se hizo más fuerte. ―Soy Mikel Cruento. incluso ese tigre. Tenía que sacar al hombre herido del repugnante callejón y esconderlo en el apartamento de Mikel antes de otros mutantes vinieran a cazarlo. ―Yo-Yo-me tengo que ir —tembló la voz de Inno. Por qué Mikel se preocupaba de una u otra manera por el estado sin manada de un pequeño lobo. Mikel extendió la mano. la pareja del Alfa Silver. 7 El werekin negó con la cabeza. chasqueó los dientes. La pérdida de tanto elixir poderoso del cambiaformas lo volvía loco. sobre sus exigencia para el hotel para vampiros y disfrutó diciéndole a Mikel sobre la fuerte unión de la manada de la luna. Incluso con la audición de un vampiro. . agarró al hombre más pequeño y lo sacó de su esquina en las sombras. ¿Por qué no vienes conmigo y voy a curarte? Inno negó con la cabeza. podrías unirte a uno? —Él sabía de su vampiro amigo Alesandro la importancia para los cambiaformas tener un sistema de apoyo. Cuando se registraron. ―¿Cómo que no tienes? ¿Pensé que todos los cambiaformas tenían manadas? ¿Sin duda. mientras que el cambiaformas se desangraba hasta la muerte. Trató de ser cuidadoso. No tengo una manada. y fulminó con la mirada con los ojos brillantes amarillos de un lobo. Alesandro consultó con Anthony. pero sintió su temor por el joven. no podía decirlo. Infierno. El cambiaformas no entró en detalles y la inclinación obstinada de la barbilla del werekin significaba que una explicación no sería próxima. Decidido a no gastar el tiempo negociando sutilezas. pero el pequeño tenía más fuerza de lo que Mikel esperaba. Mikel hizo una nota mental de seguir en esta línea de los interrogatorios en un ambiente más agradable. Dare.

―¿Adónde vas a ir. —Trató de mantener el nivel de la voz. . Antes de que tuviera tiempo de avanzar en su caso. 8 Mikel atrapó al lobo cuando se desmayó. Mikel levantó a Inno en sus brazos. pequeño lobo? Ven a mí. Llegó a un abrupto fin cuando vio una figura delgada apoyada en su marco. pero con Inno la fuerza sobrenatural de Mikel apenas registraba como tener ningún peso en absoluto. —Los dientes de Inno castañeteaban y choque cuando comenzó a establecerse. Mikel lanzó un hechizo de encubrimiento mientras caminaba. los ojos de Inno se enrollaron en la parte posterior de la cabeza. Sacudiendo la cabeza en su locura.Incluso en la oscuridad. Una oleada sorprendente de placer se precipitó por él con el pensamiento. ―La boca del werekin se curvaron en una sonrisa irónica que no alcanzó los ojos del hombre hermoso. Con el hechizo anterior en su lugar. Los cambiaformas por lo general estaban densamente construidos. »Creo que definitivamente voy a tener que llevarte a casa conmigo. ―N-no puedo confiar en un vampiro. todo lo que había dicho hubiera sonado sordo y disfrazado como el ruido del tráfico. ―Por lo general estaría de acuerdo contigo. Haciendo uso de su velocidad de vampiro. Murmuró un hechizo de revelación rápida para que él pudiera hablar con el werekin. pero yo soy todo lo que tienes. Voy a ver tus heridas. Maldita sea. incluso persuadirlo. pero el olor de la sangre de Inno lo volvía loco. le tomó poco tiempo de ir del sombrío de la ciudad a la calle donde la elegante vivienda urbana de Mikel estaba en pie. se había olvidado de Jager. ―Supongo que nuestra cita se cancela si estas trayendo otros hombres a casa. la palidez del cambiaformas haría que un vampiro pareciera bronceado. Si alguien venía buscando al pequeño hombre lobo embrujaría los ojos para que no hubiera ningún testigo que afirmara haberlo visto.

y en cuestión de segundos comenzó a hablar―. las características clásicas de Jager no apelaron a Mikel tanto como el pequeño lobo en sus brazos. comenzó a marcar. Jager asintió con la cabeza. Le gustaba Jager. ―No. ―Lo encontré en un apestoso callejón en la calle Jefferson. voy a hablar con Dillon. ―Otra pausa. ―A menudo lo hace. ―Hubo una pausa. Mikel instintivamente cambió su carga lejos del otro hombre. necesito hablar con Silver. ¿quién está a cargo? Bien. ―Sacó su teléfono celular. ―Empezó a bajar las escaleras sólo para detenerse a medio camino. ―Pensé que tal vez te habías vuelto romántico. ―Entonces. Mikel se centró en la puerta principal. Ajustando la cabeza hacia atrás en torno a él se centró en Inno ―. parecía más resignado que molesto. tomando-el-pelo aire―. eres conocido por ser un culo sexy que pasa a ser bueno en la cama. Sus habilidades en el hechizo de bloqueo eran un talento dudoso. No ha habido ningún reporte de mutantes en esa ubicación. Mikel se encogió de hombros. ―Entonces páseme a Anthony. Incluso después de todo sus años no siempre ha sido consistente en conseguir las cerraduras resistentes para dar. pero no le gustó cuando Jager se acerco a su lobo herido. ¿Por qué crees que lo estoy llevando? Jager se encogió de hombros. . Es Jager.Por extraño que parezca. ¡Él está herido! ―¡Ya lo sé! ―Mikel gruñó―. ―Sí. Maté al que lo cazaba y los demás huyeron. huía de los mutantes. ―¿Qué estaban haciendo allí? ―Jager perdió su fácil. ¿De dónde sacaste al lobo? ―Jager se inclinó para verle mejor. ―¿Por qué no llamas a tu propio Alfa? ―Mikel encontró extraño que Jager no se pusiera en contacto con su propio líder antes de contactar con otro Alfa. ―Algo ocurrió. porque soy conocido por mi romance. Una sonrisa se dibujó en su rostro cuando se hizo un clic en el candado y la puerta se abrió. 9 Mikel soltó una risa entrecortada.

El desdén en la voz de Jager hizo a Mikel fruncir el ceño. Los ojos del cambiaformas se abrieron de golpe. Tal vez dos. Encendiendo la lámpara. La última vez que mencioné a los mutantes dijo que Silver podría hacerse cargo de ellos dado que tenía la mayor manada local. Mikel se dio media vuelta. ―Hola. ―A pesar de que consideraba a Jager un amigo. Miró a Inno. El hermoso lobo que trabajó como modelo.Los labios de Jager se curvaron. La sangre empapó el frente entero de la chaqueta del werekin. No pienso que mi Alfa movería un dedo si viera un mutante roer uno de los huesos de su compañero de manada. Jager levantó las manos en un gesto pacificador. ―No necesito esto. 10 Jager informó a alguien en la manada de la Luna la ubicación del mutante cuando Mikel cuidadosamente puso a Inno en el sofá. ―¡Retrocede! ―gruñó. ―Él está más interesado en su próxima caza de luna llena. un toque brillante contra el material gris barro. Mikel tenía un sentimiento de que Silver pronto añadiría otro lobo a su manada. Mikel tuvo su primera visión clara del werekin. ―Utilizando un tono calmante. apretó la chaqueta con una fuerza sorprendente. A pesar de que apenas podía abrir los ojos. El alfa debe ser realmente una pieza de trabajo para alterar a Jager. Además él tiene a Anthony que lo respalda. ―Inno susurró. ― Sólo estoy tratando de ayudar. bloqueando al otro werekin de acercarse al hombre herido. no podía soportar . era conocido por su temperamento despreocupado. ―Hazlo más lejos. Jager avanzó. con urgencia. rubio platino con rizos cortos que cubrían la cabeza de Inno como un gorro angelical. Yo tengo que llegar a Silver. Pelo grueso. Inclinándose le desabrochó el material ligero y comenzó a quitarlo.

»Lo siento. El vial está seguro. Inno gimió suavemente cuando Mikel lo levantó un poco para deslizar la prenda por debajo. cuando ayudó al cambiaformas con su ropa. ―Mikel trató mantener las bromas ligeras. La necesidad de atacar a Jager montó a Mikel con fuerza. podría necesitar al otro para ayudar a fijar al frágil cambiaformas en el sofá. Estoy tratando de ser cuidadoso. Mikel buscó a través de la sangre empapada del material. Lo colocó con cuidado en la mesa de café al lado de un pedazo de papel que encontró escondido junto a él―. Ahora vamos a desnudarte. ―Sí. sin embargo. todo el tiempo. puedo manejarlo. pero se resistió. El pánico que aleteó en el pecho de Mikel no tenía nada que ver con la necesidad de probar la sangre del cambiaformas. ―¿Crees que puedes manejar la sangre? Los ojos de Jager se enfocaron en la boca de Mikel cuando sus colmillos pincharon el labio inferior. bebé. ―No se puede perder el vial ―susurró Inno. encontrando un frasco de vidrio. Tenemos que quitarle la ropa y curarle. ―¿Bebé? El aire de incredulidad hizo sonreír a Mikel a pesar de la gravedad de las lesiones del lobo. ―No estaba seguro de lo que Inno estaba hablando. ―Sí. pero sus nervios se sacudieron juntos cuando vio la copiosa cantidad de sangre que manchaba la chaqueta. ―¿Cariño? . todavía sin abrir los ojos. No sólo gusta de los otros werekin. Una débil sonrisa tembló en la boca de Inno. Eres uno solo uno de los muchos cambiaformas sangrando y maltratados en la línea de mi sofá. Ayúdame a desnudarlo y puedo curar arriba e introducir el siguiente. y todo que ver con la preocupación del tiempo con Inno que pronto se agotaría. ―Apuesto a que le dices eso a todos los chicos. 11 ―Okay.la idea de que alguien más tocara a Inno. ―Los ojos de Inno fueron a la deriva cerrándolos de nuevo y preocupando a Mikel de que nunca los volvería a abrir ―.

pero no servían de nada a la situación. y profunda. la herida cerrándose más lento de lo que a Mikel le gustaba. haciendo saltar los botones en lugar de molestarse a desatarlos. era conmovedora. Vas a quemarte. aspirando el aliento. Utilizo más energía. El temor del werekin y la preocupación. sorprendente sobre un forastero herido. Mikel puso sus manos en ambos lados de la herida y la empujó con su poder. Sabía que el werekin sufría una herida mortal cuando el terror del hombre más joven lo agarró dejando heridas mentales casi tan horribles como las físicas que cubrían el estómago de Inno. cuando el dolor insoportable del werekin rebotó de nuevo a él. Por primera vez en su vida. Manchas bailaban ante sus ojos cuando abrió los sentidos al werekin. Tomando una respiración larga onda de la energía en la herida. Mikel casi vomita. Mikel. Si se le preguntara. Alguien había tratado de desentrañar al pequeño werekin. nada era más importante que salvar a Inno. pero él sabía que nada lo pararía de salvar a Inno. ¡Inno debe vivir! La idea se convirtió fundamental en su mente. Mikel obligó una tercera . Cerrando los ojos. 12 Inno jadeó entre sus manos. tragó encima más energía de lo que jamás había usado antes.El suave resoplido de Inno cambió a un grito de asombro cuando el vampiro sacó además su camisa. La voz de pánico de Jager amenazó con romper la concentración de Mikel. ―En ese momento golpeó a Mikel. La sangre brotaba de la herida abierta que cubría la mayor parte de su estómago y una buena sección de las costillas de Inno. Bloqueando su angustia. ―Retírate. no puedo dejarlo sufriendo. La electricidad crepitaba cuando él bombeó la habilidad mágica de curarse en la herida del otro hombre. no podía explicar por qué se sentía tan importante salvar a este lobo. ―No.

retírate. la clara voz de Inno carecía de la nube de dolor. ―¡Nos vemos más tarde los chicos! ―Silbando. Con un jadeo. Tengo el espacio y él podría estar más cómodo con otro lobo. ―Por primera vez. viendo que la herida abierta había sellado completamente. el werekin giró sobre sus talones y se alejó. ―Vamos.―Mikel. ―¡Fuera! ―Rompió. pero estoy dispuesto a compartirla. Mikel cerró su alivio. Podemos ir a ver a la manada de la Luna mañana por la noche. salió fuera de la casa. Sólo tengo una cama. ―Gracias. Mikel abrió los ojos sin haberse dado cuenta de que los había cerrado. Su enfoque se centró en la totalidad en el werekin en su sofá. Te prometo que no te molestaré en tu sueño. ―Nunca había estado tan cansado de su vida―. Hizo caso omiso a la sonrisa innecesaria que Jager le envió. Los colmillos de Mikel descendieron con el pensamiento. ―Si quieres. La puerta se cerró con un suave clic. ―La súplica de Jager lo sacó de su estupor―. ―Jager. Jager vivía para dar a Mikel un momento difícil. ―Una malvada sonrisa cruzó por los hermosos rasgos de Jager. Con una risa burlona. Inno y yo vamos a descansar. ―No hay de qué. Mikel comprobó la cara de Inno y dejó escapar un suspiro cuando vio que los ojos del werekin eran claros y libres de dolor. ―Nunca había estado tan agradecido de ver a un persona sana en su vida. No se molestó en responderle al cambiaformas o verlo irse. Apenas un rasguño se mantuvo en el estómago del werekin. puedo llevarlo a casa conmigo. Él puede cambiar y terminar la curación. fuera. Mikel abrió los ojos para encontrarse con la mirada del werekin. 13 ―Debes hacerle cambiar ―regañó Jager. Vas a matarte. También nunca había gastado tanta energía para sanar a alguien antes. Cuidaré bien de él. Estoy demasiado cansado .

¡Tengo que ir a la manada de la Luna ahora mismo! Mikel quería preguntar quién le había hecho prometer eso a Inno. ―¿Me lo prometes? ―Su tono sonaba como un niño tratando de conseguir que un adulto mantuviera su palabra. él eligió no hacerlo. ―Te lo prometo ―dijo Mikel. 14 »Mañana. A pesar de que podía dejar al werekin en el sofá por la noche. Los ojos de Inno cayeron.como para ir de todos modos. Vació el agua y colgó el paño para que se secara antes de volver al lado del hombre lobo herido. Mikel agarró una toalla y un recipiente con agua del cuarto de baño. Mikel vio las emociones en conflicto cruzando por la cara de Inno. ―Eso puede esperar. No sabía lo que había en el vial. pero el werekin apenas podía mantener los ojos abiertos. Inno negó con la cabeza. cauteloso y sin embargo lleno de esperanza. el werekin cerró los ojos y se quedó dormido sobre el sofá. Silver esta fuera de la ciudad de todos modos. y aun le tomaría mucho más esfuerzo de lo habitual. . Inno no se iría a ninguna parte si Mikel tuviera algo para decir al respecto. ―Prometí que iba a tomar el vial para Silver. pero el pequeño cambiaformas estaba amarrado en nudos sobre ello. Toda la energía con la que había alimentado a Inno lo había agotado dejándolo nada más con la capacidad de llegar a su cama. Con cuidadosos toques limpió a Inno lo mejor que pudo. La barbilla firme del hombre le advirtió a Mikel que tendría que ser más persuasivo. Con otro impulso de magia. Vas a tener que dárselo a Dillon o a Thomas. Mikel presionó un poco de su magia en el werekin. Resto para la noche y podemos ir a verlos mañana por la noche.

Nunca había tomado ventaja de esto hasta ahora. cuidadosamente despojó del resto de ropa a Inno y lo puso en el cama. en su propia casa. Mikel se quedó dormido. Un Werekin era el camino a seguir. Por naturaleza. Acurrucado junto a su propio horno. Saltando dentro y fuera de camas y corriendo a casa antes de que saliera el sol no le dejaba mucho tiempo para abrazar. Mikel se acercó más a la forma y se acurrucó en el calor. Con las manos. 15 . Al estar al lado del cuerpo excesivamente caliente de un cambiaformas lo calentaba de entrada y salida. Extrayendo su propia ropa. ¿Alesandro había elegido a un ser humano? No entendía el pensamiento de su amigo. los vampiros eran de sangre fría. Sin embargo. Se le ocurrió que él nunca había dormido con otra persona antes. se deslizó al lado del werekin.Quería que el hombre más pequeño se acurrucara junto a él. Mikel levantó a Inno en sus brazos y llevó al cambiaformas al dormitorio. tenía un montón de oportunidad de estar cerca de otra persona.

pero con una noche nueva y un cambiaformas completamente curado antes que él. Con sus ojos todavía velados de sueño profundo. Puedes traerme una bolsa de sangre de la nevera o puedes subir a la cama y dejar que te pruebe. vestido sólo con un ceño adorable y una par de ropa interior blanca. mientras se sonrojaba adorablemente. La mirada molesta de Inno desapareció y le entregó a Mikel una sonrisa temblorosa. Su lobo. ―Habías desaparecido. ―Yo tengo algún tipo de deuda contigo. con el corazón golpeando sin piedad contra sus costillas. 16 .CAPITULO 2 Mikel se despertó sabiendo que algo no se sentía bien. Ellos brillaban como zafiros brillantes en la penumbra. ―Tuve que ir el cuarto de baño. Inno arrastró los pies mientras se acercaba a la cama. ―Ven aquí. ―Tienes una opción. Mikel sonrió cuando su estómago se apretó y su vacío se dio a conocer. dándose cuenta de que su voz sonaba más profunda de lo habitual. Ningún lobo. ―¿Qué? ―Un ángel arrugado tropezó en la habitación con los ojos legañosos. el cuerpo de Mikel tomó un nuevo interés en el visitante. Mikel sonrió. ―Mikel ingirió. No sabía dónde estabas. ―Sí. Las sábanas estaban calientes. Mikel tendió una mano y acarició el lugar junto a él. Lo intentó de nuevo―. pero vacías. El lobo. ―¡Inno! ―gritó. ―Mikel no podía detener la posesividad que lo agarraba. Vio el destello de indecisión en los profundos ojos azules del werekin. la tienes. ―Ayer por la noche había estado bien y se había resistido a tomar del werekin.

17 »Lo siento. lamió en el cuello de Inno. Mikel no pudo resistir deslizarse más cerca al hombre más lindo y frotarse contra él. . que incluso estando dentro del otro hombre. Yo todavía te llevaré a la manada de la Luna esta noche. acarició al werekin detrás de la oreja y mordisqueó el lóbulo. Él sospechaba. gimiendo con el sabor de la carne del otro hombre. trató con la comodidad.Inno le dio otra sonrisa tímida. Inno se arrastró sobre la cama. ―Lo haré. con un movimiento animalístico que provocó la necesidad de Mikel. Abriendo sus brazos. pero nueva determinación llenó sus ojos. animando a Mikel a lamer la piel un poco más. dio la bienvenida al werekin en su abrazo. No te preocupes. Inno se puso tenso. Los colmillos de Mikel se deslizaron a través de las encías y luchó contra el impulso de sumergirlos en el hombre de abajo. En su lugar. ―Pensé que se suponía que me morderías el cuello ―Inno murmuró. ―Dijiste que me llevarías a la manada de la Luna. Inno sabía tan malditamente bien. Mikel no podía acercarse lo suficiente a Inno. No hay prisa. Tu olor me está volviendo loco y eres tan caliente. A pesar de que le encantaría probar la teoría. Acurrucándose cerca de Inno. jodiéndolo en la cama. ―Dejó que un tono quejumbroso entrara en su voz hasta que Inno lo miraba preocupado. cariño. El werekin hizo un jadeo ahogado. ―Lo haré. todavía no estaría lo suficientemente cerca. pero no quería asustar al caprichoso werekin. moviéndose más en los brazos de Mikel. Con la mayoría de los donantes Mikel trabajaba el ángulo de la seducción. Pero tengo hambre. Deslizándose hacia abajo un poco.

Mikel sugirió. ―Mikel se lamió los labios. Te voy a encontrar algo de ropa. Zumbando de la energía de plasma de cambiaforma. deliciosa. como nunca había sido antes. Es posible que sea la única vez que había tenido un gusto de cambiaformas. »¿Por qué no vas a tomar una ducha? Hay toallas en el gabinete de la bañera. Inno le estaba haciendo un favor y Mikel no quería que el hombre más pequeño tuviera un momento de lamento. Mikel gimió con la necesidad de poseer al otro hombre.Él no quería causarle a Inno un momento de dolor. y dadora de vida. No había roto la promesa. retractó sus colmillos. Cuidadoso. ―¿Ya terminaste? ―El tono forzado de Inno hizo que Mikel mirara hacia abajo. Gimiendo. Después de unos tragos más. La sangre le llenó la boca de inmediato. ya terminé. Necesitando un cambio de tema. nunca verían a la manada. Sexo. no tendrían ningún motivo para burlarse de Inno. . Rica. deseosos de obtener hasta la última gota. cuidadosamente se aseguró de que no hubiera ningún signo de su mordedura dejada. incluso durante el sexo. pero no quería aprovecharse de un momento de debilidad. Inno quería ver a la manada de la Luna y Mikel le prometió llegar hasta allí. 18 Los werekin eran extraños sobre ser alimento. La mayoría de los donantes llegaban a los vampiros voluntariamente para ser mordidos. Cuando el hombre más pequeño fuera a enfrentar a la manada de la Luna. sin embargo. Jager no lo había dejado morderlo. La ropa interior del werekin estaba estirada debajo de su gruesa erección. ―Gracias. y si Mikel atornillaba a Inno como quería. poco a poco Mikel mordió el cuello del werekin. succionando abajo el sabor increíble cuando su cuerpo se sacudido con la fuerza de la sangre de Inno. sellando la herida con su lengua. la temperatura más caliente que cualquiera que jamás había probado antes. ―Sí. Nunca se había sentido tan poderoso. era una de las razones por las que rara vez se ofrecían como donantes.

En su mente. Después de todo. Inno abrió la puerta con sólo una toalla mínima alrededor de sus caderas. Nadie nunca lo había afectado tanto como este pequeño werekin. »Mmm. Mikel se quitó la ropa interior y envolvió su mano alrededor de su sollozante polla. aumentando la velocidad y la presión alrededor de su pene. Se daría una ducha tan pronto como Inno saliera. Cuando su imaginario Inno se vino contra la pared de la ducha. Mikel rápidamente lo siguió con el mejor orgasmo de su vida. . Con otra de sus sonrisas tímidas. el agua arrastraba el corte de los abdominales del werekin y su piel blanca pálida.El tono ronco de Inno tono hizo a Mikel estar aún más duro. un acto más difícil de lo que esperaba. Mikel apretó los puños para evitar agarrar al otro hombre. Cociendo a fuego lento con la necesidad. era todo una hazaña. Mikel agarró la almohada y la lanzó a través de la habitación. No era lo más elegante del armario. cayó de la cama y se dirigió a la cómoda donde sacó un par de sudaderas y una camiseta que se había encogido en la lavadora. Solo era el recadero. se limpio de una manera superficial. Inno no pertenecía a la manada. Y en quinientos años. ―Susurró a su imaginario Inno quien amablemente tomó su propio polla y bombeaba al mismo tiempo con la mano de Mikel. Inno se deslizó de la cama y se dirigió hacia el cuarto de baño. pero podría tomar a Inno para ir de compras después de que dejara su frasco con la manada de la Luna. Agarrando algunos tejidos de la cama. 19 Visiones de Inno de pie en la ducha con chorros de agua goteando por su cuerpo elegante llenaron el cerebro de Mikel con detalle sorprendente. Se obligó a deslizarse fuera del cambiaformas. sí. El corazón de Mikel dio un vuelco y su polla comenzó una subida lenta de nuevo. Mikel gimió. ―¿Qué diablos está mal conmigo? ―Mantuvo su voz baja no quería atraer la atención de nuevo de Inno a la habitación. El werekin olfateó el aire y le mostró a Mikel una mirada de conocimiento. Pensando en el werekin. Tan pronto como Inno cerro la puerta detrás de él.

pero los ojos de hombre dulce no lo veían al recordar el pasado. Puedo ir a casa después de hablar con la manda de la Luna. El estómago de Mikel se volcó con el pensamiento del joven hombre lejos de él. ―Aquí te encontré algo de ropa. »Mi madre era humana y mi padre un werekin. Inno negó con la cabeza. Ellos sabían cuando era el mejor momento para agarrarme.Maldito sea el sentido del olfato superior de los werekin. 20 ―¿Ellos te capturaron? Inno palideció y miró hacia otro lado. ―¿Te llevaron de tu casa? Inno miró a Mikel. así que nunca he sido capaz cambiar en un lobo antes. Dónde guardo mi llave de repuesto. Estos tendrán que ser hasta que te puede llevar de compras. Sólo el estado de vampiro de Mikel le impidió ruborizarse. Mikel dio un paso adelante y envolvió al triste werekin en sus brazos. Aunque la traición y el dolor vivido en los ojos de Inno. Dónde yo vivía. Mikel admiraba al werekin joven. ―Las lágrimas brillaron en los ojos de Inno―. Yo soy el chef de repostería de la panadería de mi hermana. no diría ni una mala palabra en contra de su hermana. . Los oí riéndose sobre lo fácil que fue capturarme. Ellos no le dijeron que no sería capaz de cambiar de nuevo. Ella les dijo todo. Cuándo dormía. Alguien le vendió la idea de que tenía un suero súper para ayudar a cambiar a la gente. así que trabajo temprano por la mañana y duermo por la tarde. ―Mi hermana me dio para convertirme. ―¿Por qué los mutantes te seguían? ―Me escapé. ―La voz de Inno se quebró―. ―No hace falta que me lleves de compras. ―Vinieron en la mitad del día y me agarraron mientras estaba durmiendo. Ella es mi hermanastra y pensó que los mutantes me podría ayudar a ser un cambiaformas mejor.

―Inno se rió de nuevo―. Yo no tenía una manada antes.―Shhh. me sanaste. ―¿Por qué eres tan agradable conmigo? Tú me salvaste del mutante en el callejón. tienes razón en una cosa. ser un medio lobo incapaz de cambiar. ―Oh. No sabía qué era peor. y ahora me estás dando un lugar para quedarme. puedo cambiar ahora. ―¿Mitad lobo? ―Inno asintió con la cabeza―. solo lo suficiente para ver si respondía. Para ser traicionado por un niño que criaste tuvo que ser el último cuchillo en el corazón. Ellos no me dieron el suero total. »No tienes que cuidar de mí. Las manadas son más cuidadosos ahora sobre sus propios miembros. Soy un cambiaformas adecuado ahora. o un hombre que ahora podría cambiar. y una de las razones por la que Mikel nunca engendraría a otro vampiro. La necesidad de envolver al . Estoy seguro de que después de darles a la manada de la Luna la ampolla. 21 Inno soltó una risa áspera. Inno buscó la cara de Mikel. El tono amargo del werekin hizo que el corazón de Mikel doliera. Algunas responsabilidades llegaban con demasiado equipaje. No tiene sentido tener un lobo en la manada si no es realmente un lobo. Al parecer. El lobo en el interior de Inno reconocía a Mikel como un macho dominante. Mis captores me colocaron una inyección para ver si yo era un candidato viable. e inhaló su olor. sería mejor si te quedaras conmigo un par de semanas hasta que ellos dejaran de buscarte. lo atrajo hacia sí. pero volver a cambiar es el problema. Inmediatamente el cuerpo de Inno se relajó. ―El corazón de Mikel se rompió un poco por el hombre pequeño. Mikel agarró a Inno. El sentido agudo de la desesperación se hizo más sentido ahora. porque no puedo cambiar. sabes. Mi hermana. pero sólo después de una traición dolorosa. Lo siento que no puedas cambiar. Ahora puedo cambiar. han perdido un montón de lobos antes y no quieren cometer el mismo error otra vez. Mis padres murieron cuando yo era joven. me van a encontrar un lugar donde dormir. Un hombre digno de mostrarle sumisión. Puesto que los mutantes saben dónde vives. entonces van estar molestos por haber perdido algún candidato viable para la mutación. Claudia. He estado cuidando de mí mismo por mucho tiempo. Levanté a Claudia desde el momento en que tenía dieciocho años y ella tenía doce años.

22 El corazón de Inno le latía con fuerza mientras miraba el vampiro salir de la habitación. rápidamente se deslizó sobre la sudadera y la camiseta tratando de no pensar de cómo iba a encajar en el cuerpo del vampiro. pero una bofetada en el culo por un exquisito vampiro y su erección volvió con una venganza. ―No ayudas. se deleitaba en el olor del otro hombre. ―¡Oh mi puto Dios! ―gimió a la vacía habitación. ―Maldita sea. Deslizando sus labios de arriba y abajo del cuello del hombre más pequeño. cariño. Mikel mordisqueó juguetonamente el cuello antes de darle a Inno una palmada en el culo y obligarlo a alejarse. La camisa colgaba de Inno. voy a tomar una rápida ducha. Después de su trabajo de mano en la ducha pensaba que podría pasar un tiempo antes de que pudiera levantarse de nuevo. Inno apostaría que el vampiro iba de comando. hueles tan jodidamente bien. ―Con un suspiro. . Mikel no llevaba ninguna o no quería compartir. Él disfrutó de la vista de Inno ruborizándose en el centro de su habitación cuando entró en el cuarto de baño. ―¿Lo suficientemente bueno para comerme? El tono divertido de la voz del werekin y su postura relajada en los brazos de Mikel le dijo que el hombre más pequeño no tenía miedo. pero probablemente se extendía por todos los músculos sexys en el marco de Mikel. ―Vístete. miró abajo a su parte feliz del cuerpo y le dio una palmadita. Pensando en el hombre sexy. Una búsqueda rápida demostró que ninguna ropa interior estaba en la pila de ropa que el vampiro proveyó. Dejando caer la toalla.werekin en algodón y protegerlo de todo el mundo montó a Mikel duro.

de C). . Ahora que la bestia se había despertado en Inno. »Compañero. El hombre salió sin usar nada. pero no le importaba. ―Oh. ―¿Hay algún problema. Un escalofrío recorrió la espalda de Inno cuando la criatura gruñó su urgencia por reclamar el vampiro. todavía húmedo de la ducha. Tonto animal no tenía ningún sentido de auto preservación. Tenía que llegar a la manada de la Luna. Su mitad bestia pensaba que nada podría ser más divertido que quedarse al lado del vampiro. claro que no. Tenía que descubrir el sabor del vampiro sexy en la actualidad que lo conducía a batear locamente la mierda. Ya saben. pero dudaba que incluyera salir con un sexy vampiro. 23 Un gruñido bajo retumbó de la garganta de Inno. dejar el vial. Si Inno se quedara a su alrededor. y obtener el infierno fuera de allí. Mikel se echó a reír y dejó que Inno lo llevara hasta la alfombra. Inno saltó hacia el vampiro. No podía saber lo que planes eran para el futuro pero no incluían a Mikel. ―Mío. no importaba que su mitad lobo gimiera alrededor. el término tenía que ver con colmillos. compartir la información que Blake le dio. niño lobo? Incapaz de resistir la sonrisa burlona de Mikel. El vampiro se puso fácilmente sobre Inno. Ató los zapatos. Tenía que probar al hombre. 3 Si mal no recuerdo. Inno tenía que ser fuerte y resistir al señor alto. quería mantener al vampiro como propio. oscuro y Fangy3. al parecer es un juego de palabras porque él es un vampiro… (N. encontraría en sí mismo al donante de sangre dispuesto para el hermoso vampiro durante tanto tiempo como Mikel quería quedarse con él. y perdido en todos los pensamientos en su cabeza cuando el vampiro salió del cuarto de baño. su erección flotando por delante de él como si fuera a la búsqueda de Inno como una varita mágica. No sabía qué iba a hacer después.Inno gimió.

haciendo al lobo gimotear. ―Um. hola. Quitándose su ropa. Jager estoy seguro que les dijo de esperarnos esta noche. Estoy sorprendido. . ―Oye. dejando escapar un ladrido feliz. El lobo dio otro yip feliz antes de dejar su parte media humana con el control. El lobo olió el aroma más delicioso de la criatura relajada debajo de él. ―Él negó con la cabeza para despejarla y se deslizó lejos. Pero esto explica algunas cosas. No me molesta. ―Sus dedos se frotaron sensualmente sobre la cabeza del werekin. ―El vampiro estaba tranquilo debajo de él. No sé lo que pasó. ¿Qué tal si cambias de nuevo y vamos a ir a la manada de la luna? Puedes concluir tu negocio con ellos. Mirando hacia el vampiro. No estoy acostumbrado a los cambios. ―Lo siento mucho. Mikel agarró el tobillo de Inno antes de que pudiera irse muy lejos. ―Compañero. »Shh. ¿Te acuerdas de lo que dije? Inno asintió con la cabeza.―Sí. ―¿Yo soy tu compañero? El miedo se arrastró en el olor del hombre. Antes de que los mutantes se apoderaran de mí que ni siquiera podía acceder a mi lobo. Inno cambió. no te asustes. entonces podemos volver aquí y hablar de nuestro apareamiento. cambió de humano a lobo. ―Vamos. Va a estar bien. Su lobo aulló en el interior y antes de que Inno pudiera parar el proceso. Mikel le apretó el hombro en una muestra de apoyo. Los rasguños en el oído hacían que todo fuera mejor. 24 Mikel lo calmó. el lobo lamió el lado de la mejilla de Mikel. ―Ir a la manada de la Luna y darles el vial.

señor. ―¿A dónde vamos? Mikel hizo las presentaciones. vamos al club de la manada de la Luna. Detectando el vial lo cogió junto con la fórmula. Inno evitó la mirada fija de Mikel hasta que fuertes dedos agarraron su barbilla y lo obligaron a hacerle frente al vampiro. recibiendo una cabezada abrupta a cambio. Inno dio a Mikel una mirada nerviosa cuando abrió la puerta limusina para él. ¿Qué podía el decir después de que había saltado sobre el vampiro y casi lo había reclamado en su forma de lobo? En lugar. ¿por qué le había dicho a Mikel que eran compañeros? ¿Qué significaba eso de todos modos? Mientras su mitad lobo no tenia problema con la vinculación con un vampiro. esta es mi conductor. Inno aprendió que coche es igual a limusina en términos de vampiros. »Tengo un coche esperando afuera. Inno se ruborizó. ―Jans. con brillante cabello rubio y ojos marrones los miró. Inno se encogió más cerca de Mikel. ―Inno se levantó a tiempo para ver un fulgor glacial en los ojos del conductor. su mitad humana se resistía contra la reclamación de alguien. Tu lobo sabe que pertenecemos juntos. ―Sí. buscando inconscientemente la protección del vampiro. Mierda. No tenia nada para decir. él asintió con la cabeza y dejó a Mikel conducirlo a la sala de estar. 25 Saliendo de la casa. mi dulce. »No creas que me puedes evitar. Deslizándose en el interior. Jans. Jans. como si él pudiera leer la mente de Inno.Reparando rápidamente. Inno. ―Hola ―dijo Inno con un gesto. Yo no te daré a la manada. Un hombre guapo. se echó hacia atrás cuando la ventana de la parte delantera de la limusina se deslizó hacia abajo. . El conductor sonrió maliciosamente. ―Inno.

―¿Qué pasó con Dare? Enrique frunció el ceño. La puerta se abrió silenciosamente abierta y un hombre grande con una cicatriz en la cara los miró. No necesitas estar abrumado por el club. Inno este es Henry Luna. ―¡Eh!. ―Mikel se pegó más. Hicieron el viaje en limusina en silencio. Inno se preguntó qué tipo de club tenía la manada. definitivamente no tuvo un vampiro en la lista. Es mejor entrar por la parte de atrás. 26 »Fácil. Esta sería la primera vez que estaría entre tantos cambiaformas. y caminaron hasta un callejón―. Su lobo podría estar equivocado. Está teniendo su primer tratamiento con la madre de Anthony. el chef de la manada. La tensión se instaló en los hombros de Inno. pero Inno estaba preocupado acerca de su apareamiento. Inno no tenía suficiente instinto de lobo en realidad para saber si eran almas. ¿Es él? ―Sí. ―Oye. Mikel. . Todos los demás evitaron el daño.entonces subió la ventanilla hacia arriba. Henry se trata de Inno. Inno no sabía lo que el vampiro pensaba. Algunos mutantes atacaron al club y Dare quedó ciego de algunas de las toxinas que ellos hicieron explotar en el interior de la cocina. ―Encantado de conocerte. Esperaba que alguien en la casa de la manada pudiera responder sus preguntas. ―Mikel tomó la mano de Inno. vas a estar bien. Con un suspiro. pero antes de que pudiera hacerle cualquier pregunta a Mikel lo apresuró hasta una puerta solida brillante de acero y golpeó con el puño. Farro y Thomas están aquí. Muy pronto la limusina hizo una parada y los nervios de Inno crujieron como petardos. No podía cambiar hasta hace poco. Henry le dio un guiño amable antes de pasar a Mikel. lo ayudó a salir del vehículo. ―Pensé que habías oído. ―Dejé a Steven con Dare. ¿Podría ser su compañero Mikel en realidad? ¿Qué haría Inno entonces? Aunque nunca había considerado la idea de una pareja perfecta antes. Dillon. Inno apoyó la cabeza sobre el pecho del vampiro.

Dillon tenía una cosa de chico malo qué pasa. ¿Dónde ocultaron a Ben Dillon y Thomas Dillon? ―Él está trabajando en los libros ―dijo Henry con una sonrisa. Se detuvo en sus pies cuando tres poderosos werekin se levantaron de la mesa apiñándose alrededor y se volvieron hacia él. Las manadas lo ponían nervioso. Ellos sólo quieren ver lo que has traído. Nadie te va a hacer daño. Ellos están a cargo ahora mismo. Inno alcanzó a ver la diversión en los ojos del cocinero. pero no sabía qué hacer con ello. ―Ellos pensaron que dos atraerían menos la atención. No sabía el protocolo porque su padre había sido expulsado de su muy tradicional manada cuando se casó con un ser humano. ―Encantado de conocerlos. Thomas se parecía a un supermodelo. Ya que . ―¿Y nadie se fue con ellos? El werekin negó con la cabeza. cariño. Ninguno de ellos tenía una expresión amistosa en la cara. ―En realidad no era así. ―Inno. ―Ben está acoplado a Dillon y a Thomas ―explicó―. caliente como el sol del verano. cariño. 27 La voz de Mikel. La voz de Mikel se endureció. ―Los Alfas volvieron al reino de hadas para hablar con el rey. Inno no creía que fuera a tener problemas diciéndoles aparte. Thomas. ―¿Dónde están Silver y Anthony? Uno de los tres habló.Un destello de preocupación de Mikel en sus ojos revelaron su preocupación por Dare. ―Señaló a cada werekin en su turno. ―Quiero saber si hay algo que se puede hacer por el. Él sostiene de rehén al padre de Anthony. murmuró en su oído. El corazón de Inno corrió cuando miraba al trío. y Farro tenía una especie expresión amable en sus ojos como si quisiera ayudar a Inno con cualquier problema que les trajera. y Farro. Envolviendo un brazo alrededor de la cintura de Inno. se trata de Dillon. »Está todo bien. Mikel guió al interior al hombre.

consolándolo. motivos puros o no. Un determinante factor débil. Farro aceptó el vial y el papel. Dijo que es la fórmula que han estado buscando. Inno no tuvo a nadie para depender cuando se había quedado solo con su hermanastra. Thomas le dio una sonrisa amable que hizo que a su lobo querer mostrar su vientre y . ―¿Y qué obtienes por traernos esto a nosotros? Los ojos de Dillon se entrecerraron con suspicacia cuando miró las ofrendas. Ahora sólo tenía que entender que hacer con el resto de su vida.su padre nunca se volvió a reunir con su manada antes de su muerte. 28 ―¿Cómo consiguieron atraparlo? ―Thomas olfateó el aire. La tensión salió de Inno al entregar el vial. incluso si el científico consiguiera el hacinamiento de un werekin la transición no ocurriría. pero él es sólo una persona. ―Mi hermana se volvió contra mí. Si podemos desarrollar un antídoto entonces. ―Gracias. ―Mi libertad. No podía regresar con su hermana. Mikel le acarició la espalda. Tenemos un médico que está trabajando para desarrollar una vacuna. Anthony ha tenido la buena suerte de convertir mutantes hacia atrás. Manteniendo un ojo cauteloso sobre los otros cambiaformas. ―El mutante llamado Blake me envió aquí para darles esto. Ellos la convencieron de que era para mis mejores intereses. Inno tragó un nudo en la garganta. la traición es la traición. Aunque lo hizo con las mejores intenciones. ―Miró rápidamente hacia abajo para ocultar la aparición de las lágrimas. Claudia. Ella pensó que yo podría convertirme en un lobo real y capaz de ser finalmente cambiando. pero era lo que tenía para seguir adelante. Inno sacó tanto el vial y tiró el papel de su bolsillo. Había hecho su parte y cumplió su palabra. Necesitamos una medida más preventiva. su penetrante mirada fija en Inno. Se lo ofreció a Farro porque él tenía los ojos más amables. no después de ella se volvió contra el.

Mikel alejó a Inno de los otros lobos. 29 Dillon frunció el ceño. Trayéndonos la fórmula sin duda te pone en el lado bueno para Silver. Los cinco werekin en la sala rompieron su atención hacia él. el lobo interior podría querer quedarse con los demás de su clase. haciendo sentir a Mikel de diez pies de altura. ―Hay luna llena en dos días e iremos a embalar tierras para correr. La lujuria tiró en Mikel cuando se imaginó todos los lugares en que le gustaría aquella boca. ―Eres bienvenido a quedarte aquí hasta que Anthony y Silver retornen. Sólo recientemente he sido capaz de cambiar. ―Es cierto. Inno se mordió el labio inferior considerando la oferta. .tomar la delantera del hombre más fuerte. No está acostumbrado a estar alrededor de tantos lobos. Estoy seguro de que tendrás un montón de preguntas. ―Inno se quedará conmigo. Mikel casi podía ver los instintos paternales de Farro dándole patadas. tenía muchas ganas de arrancarle la garganta al otro hombre con una pasión poco natural. Aunque Mikel sabía que Dillon no trataba de ser un idiota. Dillon miró a Inno para la confirmación. El werekin se relajó contra él. incluso uno que conocían. ―Inno estará más cómodo conmigo. Pensó que Inno podría negarse durante un momento. No estoy cómodo en la estructura de una manada. Estaría más cómodo con la presencia de otros cambiadores. Mikel podía decir que ninguno de los lobos pensaban bien de Inno por permanecer con un vampiro. ―¿Te gustaría reunirte con nosotros para nuestra carrera? Eres ciertamente invitado a venir y ver si deseas unirte a la manada. No le gustaba la dirección que la conversación había tomado.

Mikel apenas resistió el impulso de arrancarle la garganta a Farro. Cuando Mikel miró fijamente en sus profundidades insondables. sintió como si fuera medido y había pasado la prueba. Farro dio un paso adelante. Mikel cerró sus manos sobre el bebé antes de que cayera al suelo. Al ver a Mikel. . ―Mikel no sabía sobre todos los poderes de Anthony pero cualquier persona con capacidad mágica podría producir mucho más que un niño extraordinario ―. no descansaría hasta que aniquilar a Mikel en una forma muy dolorosa. ¿Quién es la madre? La pregunta produjo una ronda de encogimiento. Sólo el hecho de que el otro hombre tuviera un hijo le impidió atacar. Mikel miró y vio la mirada de esperanza en los ojos del hombre. el compañero de Henry. ―Ahh. Ninguno de los lobos se veía particularmente interesado sobre el hecho desconocido.Él mostró sus colmillos a los lobos. Inno? No quiero que pienses que tienes que quedarse con Mikel porque no tienes otras opciones. se precipitó en la sala de espera con un bebé. 30 ―¿Qué demonios? ―Le gustas ―dijo Dakota con una sonrisa. Kylen. ―¿Puedo sostenerlo? ―Inno preguntó. Los ojos del bebé brillaban con reflejos dorados moteados de plata. ―¿Te gustaría estar con nosotros. ―Cállense. La pequeña criatura estaba vestida con prendas de diseñador que tal vez costarían más que el equipo de Mikel y eso que no compraba barato. Dakota. el bebé soltó un grito de alegría y se arrojó de los brazos de Dakota. ―Él es hijo de Anthony. ―¿Acaba de volar? ―Inno hizo la pregunta que se alimentaba en la mente de Mikel. Su nombre es Trin ―dijo Henry con una sonrisa triste. Eso y el hecho de que el compañero fae de Farro. Antes de Inno pudiera responder. Mikel decidió que era mejor probablemente no mover el bote.

Incluso un vampiro cansado sentía que su espíritu se levantaba con la presencia de tanta alegría. dando un paso adelante. entregando al niño feliz al cuidado de Inno. Con cuidado. ―Wow. señora Carrow. ―¿Usted no puede ayudarlo? ―Mike tenía la esperanza de encontrar una cura para el camarero. una vez antes. El gran felino era uno de sus cambiaformas favorito. un tintineo de luz sonando a un balbuceo de un arroyo. Mikel se paró recto. ―¿Cómo. pero había gente que se sentía mal estando con el hijo de un semi-dios con su propio riesgo. ―No has conocido a Anthony ―dijo Dakota. pero diferente. Él tomó la risa suave de Trin como un asentimiento. Similar a la esencia de Anthony. Podía ser estúpido preguntarle al bebé. Él había conocido a la madre de Anthony. ―Alesandro estará destrozado si escucha que soy su favorito. Ella se rió. La Sra. ―Es un placer verla de nuevo. ―¿Cómo esta Dare? ―Tomás le preguntó. 31 . Tomando la mano le dio un beso en la parte posterior de la misma. ―¿Esa risa es de mi nieto? ―La voz de una mujer precedió al rico olor de la selva. ―No se está curando. apoyó la cabeza del niño. ¡Eres hermoso! ―Inno le canturreó al bebé. si es mi vampiro favorito con la facilidad de palabra? ―Ella le preguntó con una amplia sonrisa. Se adelantó a saludarla. Hallea. y él le tenía una gran cantidad de respeto a la bruja del bosque. La expresión de preocupación cruzó el rostro del cambiaformas.―¿Puede sostenerte? ―Mikel le preguntó al bebé. ―De alguna manera creo que va a recuperarse. Carrow dio una sacudida de la cabeza.

guio al lobo a la mesa. ¿Piensan que el Rey Linnel está aliado con el científico? Thomas se encogió de hombros. de Carrow. Ella rápidamente cerró los brazos acunando al pequeño bebé que gorgoreó encima de ella. ―No lo sabemos.―Venga. ―¿Y les dejaron ir solos? ―Mikel todavía no entendía el tren particular de pensamiento. 32 . siéntase. por supuesto. ―¿No era eso lo suficientemente malo? Ellos tenían un científico loco y un ejercito de mutantes contra ellos? ―Su mano se aferró a Inno involuntariamente―. ―¿Cómo hace eso? ―preguntó. Incluso aunque cada werekin en el espacio tuviera un compañero. ―Asintió con la cabeza al chef. a sus instintos territoriales no parecía importarle. Mikel con una mano en la espalda de Inno. eran un grupo muy amigable. Entre los ataques de los mutantes y la planificación del Rey Fae. Mikel parpadeó y el bebé se fue de los brazos de Inno a la a la Sra. Una cosa sobre la manada de la Luna. físicamente rodearlo sobre todos los lados y protegerlo de los intrusos. pero quiere algo o no hubiera secuestrado al padre de Anthony. ―Creo que se ha teletransportado ―dijo despreocupadamente. un pequeño bebé mágicamente pudiera transportarse de un lugar a otro. Resistió a la tentación de sentar a Inno sobre su regazo. y nos dice lo que pasó ―Farro hizo señas a las sillas alrededor de la mesa. Sus enemigos no vivían lo suficiente como para preocuparse por la hospitalidad de la manada. No tenía ni idea que los Fae habían sido añadidos a la lista de enemigos. Ahora los Alfas se han ido al reino Fae y tenemos que entender que hacer sin ellos. Varios minutos después Mikel alcanzó un nuevo nivel de preocupación para la manada. ―Gracias. Trin se rió y sus brazos regordetes alcanzaron a su abuela. Henry puso un gran plato de panecillos de canela sobre la mesa y una taza de sangre caliente delante de Mikel. hemos tenido un año duro. como si. Por lo menos para aquellos que consideraban sus amigos.

Las miradas que se pasaron de ida y vuelta entre los miembros de la manada. Ellos pensaban que iban a ir allí. Haberse ido los dos efectivamente paralizo su liderazgo. Está tomando más tiempo de lo previsto. Mikel asintió con la cabeza. A veces los planes llevaban más tiempo de lo previsto. ―No estoy haciendo ninguna promesa.Sin sus Alphas para dirigir. ―Anthony pensó que demasiados cuerpos pondrían al rey nervioso. y estar de vuelta. sostuvo al bebé más cerca. pero el orgullo siempre ha sido la caída de Gallien. La manada no tomaba la ausencia de sus líderes a la ligera como aparentaban. No estoy segura de por qué mi magia forestal no funciona en contra de ella. la manada podría ser considerada casi indefensa. Si toleraba a la mayor parte de la manada de la Luna y respetaba a la pareja alfa. El hecho de que el Rey fue capaz de capturar a Gallien. recoger el padre de Anthony. Sólo Silver será capaz de ver que Anthony lo haga de forma segura. El felino tenía un corazón grande como el cielo y siempre hacía que el cóctel de sangre de Mikel estuviera a la temperatura perfecta. ―¿Le importa si hago algo? ―¿Crees que puedes hacer algo? ―Thomás preguntó. ―¿Piensa usted que la ceguera de Dare es temporal? La Sra. Un vago recuerdo cruzó por el cerebro de Mikel. . ―A Mikel no le gustaba mucha gente. Siempre me ha gustado Dare. me preocupa. ―El rey ha sostenido durante mucho tiempo una obsesión por Antony. La madre de Anthony. ―No sé. ―Una expresión preocupada cruzó la cara de Dillon. pero me gustaría hacer lo que pueda. 33 Mikel tenía confianza de que la pareja alfa regresaría segura. su preocupación se centraba en Dare. no responde a mi poder. antes de que Dillon hablara. Por el momento. Carrow se encogió de hombros. pero Dare resultó ser uno de las pocas personas que Mikel sinceramente le gustaba.

cuando tenían a otros de su especie para conectar.―Venga conmigo. ellos estaban mejor. emocional y físicamente. haría bien hacer amigos. Inno se levantó para unirse a él. ―¿Por qué no te quedas aquí y conoces a la manada? ―A pesar de que Mikel no tenia intención de dejar que Inno se quedara con los demás. Carrow se levantó y se dirigió fuera de la cocina. Inno veía tan nervioso a Mikel presionó un beso rápido en los labios del werekin antes de salir de la habitación. pero Mikel levantó una mano para pararlo. De lo que había aprendido del contacto constante con los lobos. 34 . ―La Sra.

Mirando alrededor de mesa. Yo no la culpo. No tenía intención de insultar al jefe de cocina. . Dakota asintió con la cabeza. La inquietud de Inno se deslizó lejos del hombre que olía más como lobo que cualquiera de los otros. Inno vio la preocupación en la cara de los otros hombres. ―El lobo te dice. también. pero no quería decirle nada al amable hombre. 35 Él le dio un mordisco a un rollo de canela. ―Mi hermana y yo somos dueños de una panadería. ¿Quieres crema o azúcar? Inno negó con la cabeza. ―¿Por qué? ―Farro se inclinó hacia delante. ―Tal vez. ―Bueno. Creo que no voy a volver allí. Claudia pensó que si me inyectaban el suero me haría más fuerte y capaz de cambiar a lobo. como si realmente quisiera saber.CAPITULO 3 ―¿Mikel es tu pareja? ―Dakota preguntó. No estaría aquí si Blake no me hubiera ayudado a escapar. sentándose junto a Inno. ―¿Horneas? Inno asintió con la cabeza. No me gusta el café. ―Soy sólo mitad lobo. escuchando. como si les importara. ―Hizo una mueca después de decir las palabras. ―Él dio una risa rota―. La evaluación de las recetas era un sistema automático de respuesta. ―Él me ayudó a escapar a mí. Se puede usar un poco más de clavo de olor. No después de que ella me ha entregado a los mutantes. La traición seguía siendo un corte profundo. Enrique inclinó su cabeza a Inno. ―Henry puso una taza de café a Inno y un plato con una variedad de pasteles―. pero no confío más en ella tampoco. Yo era el chef de repostería. ya que ellos se acababan encontraron. ¿Cómo lo sé? ―Se había medio convencido a sí mismo que había confundido la gratitud con un enlace de compañero. Era extraño.

Nadie alineado en las calles le ofreció trabajo. No quería confesar que ya se había convertido en un lobo y la bestia quería a Mikel. Me refiero mi lobo cree que sí. Inno esperaba que el mutante estuviera de forma segura. ―Yo creo que sí. pasteles de siempre. ―¿Cuál es tu especialidad? Le tomó un momento a Inno darse cuenta de que el chef era curioso por su habilidad para cocinar. Y-Yo no tengo los instintos de lobo muy buenos. . Los otros hombres asintieron. ―Usted debe hablar con Elliot. Recordando lo amable que Blake había sido. Una amplia sonrisa cruzó el rostro severo del chef. ―¿Podría usar alguna ayuda? ¿Cómo está usted con un quiche? Inno se encogió de hombros. Thomas asintió con la cabeza. 36 Inno se frotó los brazos. ―La mayoría de las cosas con masa. Mikel es tu compañero? Dakota no parecía dejar caer a su pregunta. Tuvo que cambiar en un lobo antes de que estuviera convencido de que Parker era su compañero. No importaba lo que decidiera para el futuro necesitaba dinero. Inno estuvo de acuerdo. Las empanadas. Podríamos intentar por unas semanas y ver si le gusta estar aquí antes de ir a tiempo completo. pimientos y hierbas frescas. ―¿Podrías comenzar a tiempo parcial? ―Henry menciono el sueldo a Inno que considero más que justo―. Inno respondió de mala gana. haciéndolo parecer más accesible. ―Por lo tanto. ―Siempre puedo empezar cuando le gustaría. ―Sé que es una buena receta para un un vegetariano con champiñones.―Con tantas escapadas van a averiguarlo muy pronto ―dijo Dillon. y hago muy bien las donas.

siempre había disfrutado el proceso. contento al oírla golpear contra el bastidor de la cama. ¿Podría hacer eso a Steven? Qué otra opción tenía. si él terminara con su propia vida. Confiando en su memoria de la habitación. Ellos finalmente lo dejaron solo. Sus huesos de rompieron y se reorganizaron como la propagación de la piel a través de su piel. No creía que fuera a verlo de nuevo. Dare saltó al suelo. estaría destruyendo al único hombre que amaba. ellos nunca habían discutido el lado negativo. en esencia. o a cualquiera de las personas que entraban y salían de su habitación a todas horas. Dare parpadeó y parpadeó y de todos modos nada se hizo mas claro. cambió a su forma de tigre. Con su 37 . Ellos no entendían que no podía ser capaz de ver pero podía oler su dolor. pero no podía oler a su pareja o a la madre de Anthony. Meneó su cola. Más completamente en conjunto. lo que sucedía cuando un compañero ya no podía ser con la persona enlazada. La desesperación de Steven golpeaba en él por su vínculo aun cuando su compañero trató de ocultar la verdad. con la esperanza del milagro de la cura. Por primera vez no vio las rayas crecer a través de sus piernas. Inno quería discutir que era un hombre adulto y podía hacer sus propias decisiones. Respiró hondo. El dolor llena su pecho y trató de pensar en lo que sería para su hermoso lobo tener que lidiar con un ciego para el resto de su vida.Henry miró hacia la puerta que salió Mikel a través. Con un profundo suspiro. Mientras los cambiaformas glorificaban el vínculo entre compañeros. ―¿Por qué no me llamas cuando hables con Mikel sobre las horas? Si te vas a quedar con él. pero se dio cuenta de que el chef probablemente tenía un buen punto. podría tener ideas acerca de qué le gustaría que trabajes. Algunas cosas no cambiaron.

Con un gruñido feliz. ―En la azotea. No podía sentirte y me faltabas. El ding del ascensor lo orientó en el pasillo. Cuando llegó a la puerta puso sus pies traseros. Dejando escapar el gruñido. Dare escuchó el rápido golpeteo del corazón de su amante―. La azotea lo llamaba. Otra puerta y empujó el pestillo y puso un grito en el cielo. Dare Cerró los ojos y se relajó por primera vez en días. Con un suspiro de felicidad se dejó caer. ¿Tendría la oportunidad de escalar a la parte superior del alto edificio sin su sentido de la vista? Él no fue llamado Dare por nada. El aire frío cepillaba a través de sus bigotes y abrió la boca para probar el sabor de la brisa en su lengua. Despertó con el temor marcado. él lo hizo a través de la puerta y el pasillo. . de C). 38 4 Dare: atreverse. ―Los brazos largos se envolvieron alrededor de su cuello en un abrazo incómodo. hasta que pateó el pestillo haciendo click y se abrió ampliamente. Dare merodeaba hacia el hueco de la escalera. empezó a subir las escaleras. El portazo de la puerta de metal lo alertó de la llegada de su compañero. aunque no cumplía por lo general con el apodo4. ―Yo estaba tan jodidamente asustado. Encantado de que uno de sus placeres simples se mantenía. Había perdido el registro de cuántas veces había subido aquellas escaleras ya que vivía con la manada. arriesgarse (N. Por lo menos para esto no necesitaba la vista. Dormir la siesta en el cálido sol era exactamente lo mismo que antes de perder la visión. pero esto era una cosa para la que no necesitaba su vista.sentido del olfato y pasos cuidadosos. ―¿Dare. dónde coño estas? ―La voz aterrorizada de Steve arrasó con su voz tranquila. Dare caminó en la memoria a su lugar favorito en la hierba en medio de la azotea.

Puedo aprender a sobrellevar la situación. M-Me preocupas. Su compañero necesita tranquilidad y tenía que proporcionársela. Steven se rió para él. Ella va a probar cosas diferentes. Él podía esperar que Anthony pudiera sacar un conejo sobrenatural de un sombrero y solucionar sus problemas. Steven no lo dejó ir muy lejos. ―Shh. Voy a tratar de no asustarte una vez más. ―Estoy ciego. . necesitando cierta distancia entre ellos. Lo siento. y definitivamente no quería que Steven presionara a su mejor amigo. no idiota. lo siento. Dare retrocedió. ¡No vuelvas a decir eso! Te vas a curar. pero no contaría con ello. Infiernos. Anthony es un semidiós. pero Dare podía decir que esto tomo esfuerzo. ―Lo siento. ¿Puede pedir un favor o algo? ―¡No! ―Dare mantuvo su voz firme. ―Lo siento. No fue mi intención asustarte. si voy a estar ciego tengo que ser capaz de hacer la cosas por mi cuenta. Podrías haber caído del techo. ―Steven ―Dare protestó―.. ―No creo que debas estar aquí solo. ―¡No digas eso! ―Steven lo sacudió―. 39 La vulnerabilidad en la voz de Steven lo sorprendió. »Yo no voy a hacer una llamada a Anthony con algún favor ya que eso le costaría mucho más que el valor de mi vista. ―Ella va a intentarlo de nuevo. Nunca había oído ese nivel de fragilidad en la voz de su compañero antes. Tal vez conseguiré un perro guía. Si la madre de Anthony no puede sanarme. Lo sé.Dare respiró hondo y se transformó. Tuve cuidado.. Yo estaba dormido.

―Ven. Dare tuvo que llamar al mantenimiento del edificio y tener otro sensor de gato instalado. no roto. pero ciertamente. ―Buena idea. ―Steven tomó una respiración entrecortada―. pero su compañero seguía sonriendo. pero no creía que lo hacía tan mal. como el sol líquido. mi romántico. Steven cubrió la cabeza y puso los más dulces besos que se conocían a través de sus labios. 40 La sonrisa de Steven contra sus labios llenó de alegría a Dare. todo está bien. No tienes que ser así de cuidadoso. Dare parpadeaba ante la humedad que se construía de sus ojos inútiles. ―Yo casi te pierdo. Al menos no se cayó sobre su culo desnudo. Salió de su meditación cuando el brazo musculoso de Steven se envolvió alrededor de él y lo tiró con suavidad hacia la habitación. Steven entrelazó sus dedos con Dare y le ayudó a ponerse de pie. pero ideas. pero mientras te tenga. Él hablaría con Anthony y Silver cuando regresaran de lo que podía hacer una carrera. La última vez trabajó bien en la activación de la puerta con la huella de su pata. No podría tener la vista. Dare tenía muchas dudas de que sus Alfas pensarían en algo. Ellos siempre han tenido las ideas. se había trasladado a una unidad más grande en el edificio. El ruido de las llaves de Steven girando en la cerradura hizo a Dare reírse.―Un perro para un gato. ―Ven aquí. Dare no se sentía menos viril sin su vista. Dare se inclinó hacia delante y dejó escapar el suspiro cuando Steven se acercó. No siempre buenas. ―Sólo estoy aporreado. Sólo tropezó un par de veces en el camino al lugar. El mundo puede incendiarse. no compartiría esa noticia con Steven. llévame a casa. . Vamos a ir para recordarme que sigues siendo un hombre. Yo no te puedo perder. Recientemente. Tanto más alto sobre dos pies que cuatro patas su sentido del equilibrio sufrió. amor.

Para Steven. ―No creo que tengas que tratar muy duro. ―Lo siento. ―Oh. eso es más una cosa canina. ―Sabes que los gatos de cualquier tipo en realidad no se quedan cuando los mandan. Dare salió de sus pensamientos. Casi podía oír a Anthony alinear para que escuchara a un terapeuta tan pronto que él volviera. mi compañero amado. Pobre Anthony. Estaba pensando. me refería a que permanecieras allí. para así poder cerrar la puerta y desnudarme de toda mi ropa a la espera de que me devores. ―¿Todavía estás conmigo? ―Steven preguntó suavemente. Dare quería mantener a su amante riendo. pero no podía hacerle eso a su compañero. ―Bueno. ―¿En cosas no agradables? ―El toque de Steven en su polla lo trajo de nuevo a la vida. 41 . estaría muy disgustado si su madre no podía curar a Dare.―Quédate ahí ―ordenó Steven. Ahora mismo era lo único que los mantenía juntos. Dare lanzó un suspiro. ―Definitivamente pensar en Anthony. tenía la esperanza de que Anthony no estuviera muy enojado con su madre por no ser capaz de sanarme. o su madre cuando yo estoy tratando de seducirte. Dare sonrió. Cualquier signo de dolor causado por su ceguera tendría que ser suprimida. Sería una manera demasiado fácil en una espiral en la depresión. hasta que encontraran una cura o realmente aprender a sobrellevar la situación. Dare tenía que ser fuerte. ¿por qué no lo dijiste antes? Steven se rió. Un resoplido suave sonó a su izquierda. ―Lo siento.

el calor del cuerpo del cambiaformas lobo lo abrigó alrededor de él como un abrazo reconfortante. el tigre marcando su territorio. envolvió con sus dedos ambas erecciones. Dare besaba una ruta por el cuello de su compañero. Con un agarre firme bombeó sus ejes juntos en lentos movimientos constantes lubricando su mano cuando alcanzó la punta de los goteos de pre-semen. Sin su vista confiaba más en su sentido del tacto. Puede haber algo mal con mis ojos. deslizó los dedos en el pelo de Steven. Deslizando la mano hacia abajo. ―Oh. no pasaba nada con el resto de su cuerpo. olfato y. ―Y dices que yo era el romántico. oh. Con un gruñido mordió. y el olor leve subyacente de un canino. Podría . sí. o cualquier otra habilidad. hasta que llegó a la curva de los hombros de Steven. El beso de Steven a Dare quemó y le recordó que sí de verdad. necesidad. pero el tigre de Dare amaba a su compañero lobo. gusto. Gimiendo. Sí. Los hilos sedosos del pelo de Steven se rozaron alrededor de los dedos de Dare mientras ellos se besaban. El tigre interior de Dare ronroneó con el pensamiento. Steven olía a calor.―¿No? ―No. Has tenido esos pretzels cubiertos de yogur de nuevo ―¿No? 42 ―Sí. ―El ronco gemido de Steven elevó el entusiasmo de Dare a niveles casi insoportables. Sacudiéndose de nuevo lamió los labios de Steven. bebé. Reconocería siempre el aroma seductor de su compañero. Te querré incluso después de que nos adentramos en la otra vida después de la muerte para amarnos el uno al otro allí. Su compañero tenía un sabor salado y dulce. ―¡Hmm! ―Dare se zambulló para otro gusto. La mayoría de los gatos no les gustaba los perros. pero no hay nada malo con mi corazón o mi libido. No importa si perdía la vista.

El líquido caliente. o si lo hacían les demostraría como un cabreado devorador de hombres podía ser. ―Vamos. Vamos a tomar una ducha antes de acostarnos. esperando que algún día no muy lejano recuparía su vista o memorizaría el trazado de su condominio. espeso cubrió la mano de Dare y el olor de la liberación de su compañero empujó a Dare al borde para unirse. 43 .ser ciego. Steven se vino a borbotones. Oraba por la primera. Steven le dio un rápido beso en los labios. Dare dejó que su compañero le enseñara el camino. liberó rápidamente sus blandas pollas. pero se resignó con la última. Momentos más tarde. pero nadie haría cualquier movimiento en su hombre. Con un grito.

―Oye. aquí Mikel piensa que puede ayudar a Dare con su problema. Steven frunció el ceño. Mikel casi lloró con el espacio en blanco en los ojos del cambiaformas tigre. Carrow llamó. La puerta se abrió bruscamente y apareció Steven con una toalla. ―Pensé que había dicho que Dare estaba enfermo. ―Me dijo que estaba ciego. ―Hmmm. ―¿Por qué harías esto? Apenas te conozco. ―Déjame adivinar. Mikel caminó hasta Dare tomando la mano del werekin entre las suyas. ―Pasa esto mucho. ―No tienes ni idea. ―Steven querido. . Mikel no podía dejar de reír al escuchar el tono resignado de la voz del cambiaformas. chorreando agua y con el ceño fruncido como si no pudiera decidirse a cuál matar primero. ―¿Es Mikel? ―Sonó la voz de Dare desde el interior del condominio. ―La magia vampírica tiene propiedades curativas y si Dare consume parte de mi sangre podría ayudarlo a curarse ―Mikel ofertó. Steven dio un paso atrás. 44 ―¡Oh! ―Mikel golpeó la puerta y envió un grito psíquico. ¿verdad? Steven rodó los ojos. La esperanza en los ojos de Steven era dolorosa de ver. ―Mikel sabía que Steven podía ser un hijo de puta. No hubo respuesta. Al entrar. Suspirando.CAPITULO 4 La Sra. pero adoraba al hombre y su tigre cortaría su propio brazo antes de causarle daño. Todo lo demás ha sanado. ellos podrían estar ocupados. Adoras a mi pareja.

Mikel no mencionó tal vez no haya dudas sobre parte del lobo. Al menos su lobo me dijo que lo era. Esperamos que ustedes lo puedan utilizar para hacer un antídoto. Algo con la combinación de la explosión y el suero. Si su lobo es positivo. Carrow estalló Mierda. 45 Dare sonrió. creo que sí. pero la mitad humana . entonces no hay duda. me han dicho. ―¿Ha encontrado compañero Mikel? ―Sí. ―¿Saben por qué? El cambiaformas se encogió de hombros. señora. bebedor de sangre? ―Es mejor para mí que para ti. ―Lo siento. Había olvidado a la madre de Anthony. ―¡Mikel! ―Sra. me sorprendió. ―Yo estaba hablando de mi magia de la sangre no de mi polla. ―Miró sobre su hombro. ¿Aquella cosita bonita en la cocina sabe de ello? Dare se agarró de la mano de Mikel con más fuerza. ―En realidad no. ―El tono de Dare no permitía ningún espacio para argumentar―. ―Mis ojos ya no funcionan.Dare. no te preocupes por mí. ―¿Cómo va todo. Mikel estalló en risa. ―Acabamos de una muestra del suero para Farro. ―He oído hablar de tus poderes y no pienso que Steven estaría de acuerdo con ese tipo de curación. ―Oh. encantado de ver que parecía más divertida que ofendida. He venido para ofrecerte algo de mi poder de curación. Dare asintió con la cabeza. ―Entonces lo hizo. Esta es la primera vez que he oído que tenías una parte del cuerpo mágica.

sin pensar en el compañero del tigre al lado de él. Esto no le había ocurrido entonces. Había oído que tuvieron un principio rocoso. cariño. ―Por supuesto que voy a estar aquí. Nadie que conociera a Steven y a Dare alguna vez dudaría de que el cambiaformas lobo apoyaría a su hombre. ―Estoy dispuesto a intentarlo. Steven acarició la cabeza del cambiaformas tigre. ―El cambiaformas dijo al final―. ¿Dónde más podría estar? Una pregunta válida. No sólo por sus personalidades disparejas. ―Voy a morderme la muñeca. lo levantó hasta los labios de Dare. ¿Estás listo? Dare tomó una respiración audible antes de asentir. Mikel se concentró y dejó caer sus colmillos. Mikel no podía ni siquiera pensar en Dare. ―De todos modos. pero el apareamiento de un lobo y un tigre siempre fascinaba a Mikel. Mikel empujó su magia en el 46 . pero con todas las cosas buenas. pero nunca había sido capaz de curar a otro solo con su magia. Había una gran cantidad de combinaciones de parejas y tríos en la manada. Steven se adelantó y envolvió su brazo alrededor de Dare. El silencio de Dare llenó la habitación por un momento y Mikel pensó que podría rechazarla. Cortando la muñeca con su diente. Fui capaz de curar a Inno más que nada con mi magia pero ahora creo que era porque somos compañeros.de Inno y Mikel no estaban seguros. Podría ponerse detrás probando el apareamiento sin embargo. ―Está bien. Quiero que bebas un poco de sangre mientras presiono un poco de magia. pensé que si estuvieras dispuesto a tratar de ingerir un poco de mi sangre. esto podría curar a algunos de los daños. Tan pronto como la boca de Dare le tocó la muñeca. Siempre y cuando Steven esté a mi lado. La pareja se instaló en el sofá. sino por la devoción pura de los ojos de Steven cuando Dare entraba en la habitación. valió la pena el trabajo extra.

Después de despedirse de los hombres y besar a la Sra. dos brazos se envolvieron alrededor de él. Se giro a Steven. Gracias por intentarlo. pero debido a que ni él. Steven asintió con la cabeza. Mikel giro en los brazos de Inno y vio la tensión sobre el rostro del pequeño werekin. . mi hijo es muy ingenioso ―dijo la señora Carrow. Anthony estará de regreso pronto. Steven agarró la cabeza de Dare y lo giró. Cuando empezó a perder su energía. ―Por supuesto. ―Como Dare dijo. Mikel alimentó al otro hombre con más poder. Mikel le dio una débil sonrisa. 47 ―Bueno. ya el hombre lo hubiera hecho. pero aún Mikel se preguntaba que podía hacer Anthony sobre Dare. se dirigió a la cocina. ni la magia de la señora Carrow trabajaba. ni Anthony.tigre. ―Lo siento. Aprecio la intención. Dare levantó la cabeza y el corazón de Mikel se rompió cuando miró a los ojos ciegos del cambiaformas tigre. Suspirando Mikel rompió la conexión. sorprendiéndolo. ―Dare le dio una sonrisa triste―. Si él podía haberlo curado. ―Te veré mañana. Todo el grupo estuvo de acuerdo. Carrow en la mejilla. Pensando en su compañero. ―¿No funcionó? ―No. ―Te voy a llamar sobre el tiempo. ―Déjalo ir ―la voz dulce de Inno exigió la obediencia de Mikel. ―No. Pensará en algo. ―Lo siento. Cuando ellos pasaron por la cocina de Henry llamó a Inno. dudaba que Dare recuperara su vista. ―Estoy listo para irme ―dijo Inno. El agarre de Dare sobre el brazo de Mikel se apretó. Lamentaba que no podía ofrecerles más esperanzas. Al estar rodeado de tantos cambiaformas puso a Inno nervioso.

Inno negó con la cabeza. cariño. ―Mikel envolvió su brazo alrededor de Inno y lo tiró cerca del pecho del vampiro. pero no podía perdonar. porque el vampiro olía divino. El dolor de la traición dolía demasiado profundo. ella dejó que esos hijos de puta me secuestraran en mi propia cama. Quiero decir podría haberme dicho algo. ―Lo sé. ―No puedo hablar con ella ahora. Claudia tenía sus mejores intereses en el fondo. de C). también. Tengo una prueba mañana. Infiernos. 5 Si mal no recuerdo (y alguien me corrige si estoy equivocada) quiere decir algo así como hombre-lobo o lobo real (N. ―¿Qué va hacer tu hermana ahora si no estás allí para hacer los pasteles para ella? 48 ―Supongo que ella debió haber pensado en eso antes de enviarme para ser un wolfified5. si yo hubiera sido un mal candidato podrían haberme matado. Mikel le dio unas palmaditas en el muslo en simpatía. ni siquiera hablar con ella en corto plazo. Mikel esperó a que estuvieran en la limusina antes de preguntar: ―¿Por qué vas a ver al chef mañana? Inno parpadeó ante la dureza de la voz de Mikel. ―Porque me contrató para ser su chef de repostería. ―El dolor se se desvanece y te acordarás de los buenos tiempos. . Pensé que sería un buen trabajo para estar de vuelta en mis pies. ―Inno recordando comenzó a temblar con el miedo y renovó la rabia―. En su lugar. A Inno le gustó. A Mikel parecía gustarle todo lo de Inno acurrucado junto a su pecho.Henry asintió con la cabeza. No pierdas la relación porque estás enojado con ella.

No tienes que molestar a nadie. ―¿Perdón? ―dijo Mikel con el ceño fruncido. El lobo de Inno lo instó a rodar sumisamente y mostrar su vientre. pero Inno no había sobrevivido a este punto en la vida para ceder a las demandas de cualquier persona.Ve que un conductor este aquí a las cuatro por la mañana para llevar a Inno al club de Silver. Mikel soltó el gruñido. sin ser mezquino? .―Compañero ―su lobo interior susurró―. Mikel pasó la mano arriba y abajo del lado de Inno. ―¿Volver a casa? Mikel asintió con la cabeza. Riendo. Jans sonrió. En los últimos diez años había levantado a su hermana. Iba a encontrar otra manera de ir a trabajar mañana. pero le dije a Henry que lo llamaría. estaba hablando conmigo mismo. ―Lo siento. ―Yo puedo coger un taxi o algo así. Puede ser cualquier persona. a través de la escuela. entonces está bien. Juego. ganado y coincidencia. Cállate ―susurró a su vez. ―Voy a ponerme a trabajar. La ventana del conductor bajo y el conductor le habló a Mikel. ―Voy a descansar mejor si sé que estás seguro. No había conseguido ninguna de esas cosas por ser la puta de nadie. ―No vas a tomar un taxi con una persona extraña. pero no dijo nada más―. Va a ser su nuevo chef de repostería. ¿Cómo iba a luchar contra la preocupación en los ojos de Mikel. y abrió el negocio. Inno se ruborizó. ―Mikel se estremeció un poco. Mikel cubrió la cara de Inno. ―Estaba pensando a las cuatro. pero algo en los ojos del hombre le dio un escalofrío a Inno. ―¿A qué hora tienes que levantarte mañana? ―le preguntó a Inno. No confiaba en el conductor de Mikel. en caso de funcionar para ti. 49 ―Si está bien para ti.

pero no los pantalones. ―Creo que será mejor aumentar mi asignación para botones. cuando el vampiro lo lanzó por encima del hombro y salió corriendo del vehículo al frente de la puerta. ―Gracias. ―Yo puedo caminar ―dijo Inno. El vampiro echó atrás la cabeza y se rió. o encontrar a un sastre de guardia para la cirugías de reinserción de botones de emergencia. ―Sabías que era una camisa a medida hecho a mano. es decir que Mikel le había arrancado sólo la camiseta a Inno. ―Sí. 50 ―Te encanta hacer esto. pero ninguno de ellos confiaba en Jans. Inno miró a los ojos del vampiro en un desafió directo. Su bestia interior podía confiar en Mikel. Inno utilizó la distracción de su amante para . riendo. ―¿Qué? ¿Me encanta la sensación de cada parte de ti tocándome? ¿Qué no debo disfrutarlo? ―Tú con una camisa. ―El beso de Mikel borró las preocupaciones de Inno incluso sus instintos de lobo le decían que mirar al conductor. ―Sí. pero. Sonrió de los sonidos ping de los botones en el piso. Inno resolvió ese problema rasgando la camisa de Mikel. ¿no? Mikel le dio una sonrisa maliciosa que inclinada con un colmillo que casi lo tenia viniéndose en ese momento. ―La mirada de preocupación en los ojos del vampiro se desvaneció.―Bien. ¿para qué? Mikel puso a Inno en el suelo deslizando a Inno todo el camino por su cuerpo. Lo hicieron de la limusina al salón de Mikel con un guiño a la buena sociedad. ―Entonces será mejor que consigas camisas más baratas en el futuro. Mikel se rió entre dientes.

caer de rodillas y desabrocharle los pantalones del vampiro. Lamentablemente, antes de que lo consiguiera, Mikel llegó abajo y capturó sus manos. ―Oh, no, no lo harás. Inno luchó con él un poco, pero la fuerza vampírica fácilmente superaba al pequeño lobo. ―¿Qué? ―Inno preguntó frustrado―. ¿Qué hombre no quiere una mamada? ―Uno que quiere estar dentro de tu caliente culo antes de que cualquier otra cosa. La polla de Inno se endureció aún más arriba en sus pantalones. ―¡Oh!, ¿por qué no decirlo antes? ¡Tira! ―Pequeña cosa mandona, ¿no? ―Mikel preguntó con diversión.

51

―Llamar pequeño al hombre no es el camino para llegar a sus pantalones. Seguro que ya lo has aprendido en sus muchos años de experiencia. Mikel negó con la cabeza. ―No puedo recordar la última vez que fui feliz, cariño. ―Desvistiéndose rápidamente a sí mismo de la ropa, el vampiro se acercó a Inno con una expresión sensible en sus ojos oscuros―. Traes alegría a mi existencia cansada. Ha estado tan vacía y yo ni siquiera lo sabía hasta que te conocí. Inno se estremeció cuando Mikel tomó su rostro. La forma amorosa en que el vampiro lo miraba, hizo que el lobo se retorciera feliz en su interior. ―Compañero ―susurró Inno, incapaz de detener la palabra que pasó de sus labios. Una palabra que había retenido por miedo de unirse al otro hombre en el peor tiempo posible. Sin una familia, sólo un trabajo a tiempo parcial y el cambio reciente, Inno no podía pensar en una situación menos inclinada de ser una base sólida para una relación. Por desgracia, ni su corazón ni su lobo estaban de acuerdo. En sus palabras susurradas Mikel, lo tomó. Inno rápidamente envolvió sus piernas desnudas alrededor de la cintura de Mikel, gimiendo cuando la polla dura insistía en la grieta de su culo.

Mikel apoyó el culo de Inno con una mano, mientras la otra sumergida en el pelo de Inno cuando el vampiro saqueó sus labios. El pinchazo de la herida de un colmillo por un momento antes de que Mikel chupara la herida y envió pulsos de deseo, como latidos del su corazón, a través del cuerpo de Inno. Se meneó y se frotó tanto como podía contra el abdomen fuerte de Mikel, pero había sólo fricción de lo que podría conseguir en su actual posición. ―¿Cama? ―preguntó. Una risa suave tocaba contra sus labios, pero no se preocupó porque el vampiro comenzó a moverse con dirección, hacia el dormitorio.

»¡Oof! ―El aire salió precipitadamente de los pulmones de Inno cuando Mikel
bruscamente lo dejó caer en la cama.

52

No tuvo ni un minuto para recoger el aliento. Un largo, delgado y desnudo vampiro se unió en el colchón. ―Tan delicioso, cuando estás extendido sobre mi cama soy más de las manos en la clase de hombre. Inno asintió con la cabeza. ―Agradezco que el contacto de cuerpo llene los deportes de la cama. Mikel perdió su sonrisa y sus ojos adquirieron una mirada tan helada, los escalofríos se deslizaron por la espalda de Inno como un frente de frío de movimiento lento. ―No habrá ningún deporte en la cama de otra persona, solamente en la mía. ¿Entendido? Inno asintió con la cabeza. Estaría de acuerdo con cualquier cosa para recuperar al amante de risa calurosa momentos antes.

»¡Dilo! ―Mikel exigió.
―No voy a estar en la cama de nadie, sólo la tuya. ―Excelente. ―Mikel le dio a Inno un beso duro como si estuviera tratando de imprimir a Inno con sus labios como una advertencia a otros.

Inno se separó para recuperar el aliento. ―Cálmate, Mikel. Yo no voy a ninguna parte. Mi lobo dice que somos compañeros. Sabes lo que significa para un werekin. ―Incluso cuando su corazón golpeaba con las implicaciones, él sabía que su lobo no detendría su ritmo agitado si el vampiro no se calmaba. El lobo quería calmar a su compañero. El cuerpo tenso de Mikel se relajó. ―Realmente lo sé. ―Le dio un beso suave a Inno―. También sé que está luchando con nuestro vínculo. ―No es tanto la lucha si no el deseo de posponerlo hasta que esté en una mejor posición. Nadie quiere entrar en una relación cuando están en el punto más bajo de sus vidas. Mikel le dio una sacudida apacible a Inno. ―No hay un tiempo perfecto para empezar una obligación de vida, cariño. Si lo hubiera, todos sabríamos exactamente cuando nosotros encontraríamos a nuestra otra mitad. Tú y yo nos encontramos ahora entonces el destino debe haber pensado que este era el tiempo perfecto para reunirnos. ―Mikel rozó sus labios en el hombro de Inno ―. De lo contrario, seguiría caminado más allá del callejón oscuro y no me detendría para encontrar al único que puede hacer mi vida completa. Si yo soy para ti, entonces tú debes ser el único para mí. Todo va a funcionar, ya verás. Yo creo que los destinos estaban sonriéndome cuando te enviaron a mí. ―Un beso tierno en la mejilla de Inno lo golpeó mas íntimo que el sexo, un signo de afecto y no de la lujuria. Inno se relajó. Mikel estaba en lo cierto. ¿Cuándo seria el tiempo perfecto? Aunque él hubiera querido encontrar a Mikel en cualquier lugar que no fuera un callejón sucio que olía a cosas indecibles, no quería decir que era el peor tiempo, Sin embargo, Inno tenía un puesto de trabajo. Podría tener un hogar, pero a Mikel no parecía importarle compartir su cama. ―Avíseme si me hago demasiado pegajoso. Puedes ser mi compañero, pero he oído que los vampiros no hacen las cosas de la misma manera que los werekin. Si necesitas tu propio espacio no tengas miedo de decírmelo. Mikel le dio una mirada divertida. ―¿Me veo como un hombre que fácilmente tiene miedo? Inno negó con la cabeza. ―No, pero en algunas personas los temores emocionales

53

son mayores que lo físico. ―Tráelo, mi pequeño lobo. Nunca he tenido miedo en mi corazón tanto como yo este contigo y, sin embargo me encuentro bastante contento para lanzarme a una pelea. ―Mikel le dio un toque a pecho de Inno―. Sé que es nuevo sentir tu lobo con tanta fuerza, pero confía en sus instintos. Si el lobo me reclama como su compañero entonces debemos respetar sus deseos. ―Oh, nosotros deberíamos, ¿verdad? Mikel asintió con la cabeza. ―Pregunta a los demás y ellos te dirán historias. Incluso los vampiros han escuchado los cuentos de los werekin que niegan a sus compañeros. Es digno de los cuentos de fogata. Las manos del vampiro se deslizaban arriba y abajo del cuerpo de Inno, hasta que Inno se retorcía en la cama, meneándose debajo del tacto del otro hombre. Su respiración empezó a salir en jadeos y su pene endurecido filtraba, transparente y pegajoso líquido pre-eyaculatorio en el aire saturado con el deseo de Inno. ―Eres tan increíblemente hermoso. ―El tono suave de Mikel hizo a Inno sonrojar. ―Solo soy un hombre. Ni siquiera tengo un particular atractivo. Inno no asustaba a niños pequeños, pero siempre se consideró a sí mismo más ordinario que extraordinario. Mirando a los ojos de Mikel decía que el otro hombre no estaba de acuerdo. Mikel sonrió. ―Tú no eres sólo un hombre. Tú eres mi hombre. Antes de Inno pudiera responder, a pesar de que tenía idea de lo que quiso decir, el vampiro salió de la cama y recuperó el lubricante de la mesa auxiliar. ―No voy a usar un condón. ―El tono de Mikel, no daba espacio para la negociación. ―Yo siempre usé un condón. Mikel hizo una mueca. ―Eso es porque estás acostumbrado a los seres humanos enfermos, no los vampiros con clase como yo. No puedo coger nada así como tampoco tú, y si no lo infundo con mi olor me convertiré en aún más posesivo. Es por

54

Mikel hizo una nota mental para asegurarse y abastecer la cocina con alimentos . ―Eso es lo que yo pensaba. luego se puso serio. ―Eres tan romántico ―dijo Inno con un resoplido antes de que obedientemente lo hiciera. Manos y rodillas para la preparación y luego sobre su espalda para joder. Inno miró al vampiro con asombro. y advertiría a otros vampiros y werekin mantener sus colmillos y garras lejos de su compañero. ―Te voy a comprar flores después. 55 Silenciosamente. que me dejes joderte a pelo. Realmente necesitaba marcar al hombre como completamente suyo. Mikel miró a los ojos cautelosos del werekin. Después de un largo momento Inno asintió con la cabeza. ―Sorprendentemente nunca la he usado antes. ―Bueno.tu propia seguridad. ―Dulce hablador ―dijo Inno con otra sonrisa. también. No se conformaría con la naturaleza salvaje en su interior. Mikel le dio una palmada en el culo. Un playboy vampiro se enamora de un dulce werekin era el trabajo de un escritor torcido romántico o un mal trío de los destinos. pero se contaba entre los tres primeros. ―Está bien. lo suficientemente fuerte como para destruir a cualquier pendejo que piense tocar a su compañero. Mikel instó al werekin a confiar en él. ―¿Esa línea te consigue una gran cantidad de hombres? Mikel se rió. La situación entera podría ser o una comedia de situaciones o una de tragedia. y te dejaré ser la cena. Mikel no podía ser el más duro vampiro en la ciudad. dependiendo de la fe de Inno en la elección de su lobo de compañero.

preparando a su amante. los ojos azules de Inno brillaban con anillos de ámbar en torno a los lirios como el oro helado. empujó un segundo. ―¿Vas a joder conmigo o admirar mi culo? Mikel le dio a Inno una palmadita en el culo de nuevo. Una vez que el primero poco a poco aflojó primera vez. no se oponía a un pequeña palmada en el culo de su amante. pero se arrancaría sus propios colmillos antes de hacerle daño a su compañero. No podía dejar que su lobo pasara hambre. Ninguna maldición.apropiados para un werekin. Volviendo al culo de Inno cogiendo color rosa brillante antes de joderlo. Alisando hasta los dedos. ―¡Joder. eres hermoso. Mikel 56 . Extendiendo los dedos. sonaba como una gran idea para otro día. ―Mierda. Ahora mismo no tenía la paciencia para una azotaina adecuada. lentamente y golpes constantes. ―Sonrió sobre la marca en la piel de su amante. Mikel giró sobre su espalda a su amante y llenó a Inno con su polla. y aunque los látigos y las cadenas nunca hubieran apelado. ―¿Listo. Tendría que llamar y tener algo posteriormente entregado. Sabía que su nevera no tenía mucho en este momento. Le tomó cada onza de auto control hundirse en el otro hombre. ―Mikel sonrió. Dando un paso atrás. Un aullido se escapó de los labios del werekin. La cara de Inno se sonrojó tan brillante como las mejillas de su culo algún día. eres sexy! Inclinándose sobre su amante. ―Silencio. pero se prometió a sí mismo que muy pronto tendría a su amante mendigando y brillando como una luciérnaga. mojándolos completamente antes de pulsar un dedo en el interior del apretado agujero de Inno. Mikel había probado casi todas las formas de sexo en su larga vida. cariño? ―¡Ahora! ―Inno gruñó. y este culo es digno de admirar.

Estoy tratando de mantener control. Mío para siempre. ¡Vente! 57 Los talones de Inno se cavaron en el trasero de Mikel cuando el werekin arqueó la columna y vertió su liberación por toda la mano de Mikel. el calor y la piel sedosa del werekin debajo de Mikel demostraron demasiada tentación y agarró el pelo de Inno. avivó las llamas. El susurro de Inno y el sabor de su sangre enviaron olas de necesidad al vampiro. Refrenándose a sí mismo de drenar al delicioso lobo le tomó menos esfuerzo de lo que había esperado. larga y profundamente. ―Eres mío ―dijo contra la piel empapada de sudor de Inno piel ―. ―L-lo siento. Inno gimió. Sabía que si golpeaba el área de la derecha de los dedos de Inno brotaban garras y soltó otro aullido. Cogió su caída con la mano limpia. Vamos a conocer a tu lobo juntos. El amor de Mikel por Inno lo controló mucho más que cualquier cuerda o puños de hierro. Por el contrario. cariño. Muchos vampiros cayeron en la lujuria de sangre reclamando y chupando al mismo tiempo. tratando de no aplastar a su más pequeño compañero. ―Mikel besó Inno. ―Shh.decidió en ese momento cambiar su ángulo y deslizarse a través de la próstata de Inno y golpear el lugar perfecto. Las caderas de Mikel se movieron por su propia voluntad. Esperó hasta que Inno cambiara de nuevo a humano completamente antes de continuar. El olor. Inno gimió y se apretó alrededor de él. Incapaz de ir mucho más tiempo. Mikel envolvió el puño en torno al la polla de su amante y bombeó a tiempo con sus movimientos de cadera―. . lo siento. Mikel convulsó y brotó en el magnifico werekin hasta que no tuviera nada más que dar. Con el tiempo vas a aprender a controlarte. fijando la próstata de su amante una y otra vez. tiró la cabeza hacia atrás de su amante y sumergió sus colmillos en el cuello vulnerable del lobo. Entre el aroma de su amante y el calor fuerte apretando en el. con la intención de frenar la furia del fuego de necesidad. ―Mikel.

Mikel se rió y salió de su amante somnoliento. Estoy bastante seguro de que tienes semen en tu cabello. ―Vamos mascota. Vamos a la ducha. ―Lo haremos más adelante. ―Inno parpadeó. adormilado. 58 .―Bien ―dijo Inno. ―Ewww. ―Vamos a hacerlo ahora. tenemos que tomar una ducha. Riendo juntos se fueron a la ducha.

Después de que se detuvo. Por supuesto que su amante lo haría parecer todo con estilo. Extraño realmente. ―No seas estúpido. 59 Al salir del apartamento. Se preguntó si podía hacer volver a su apartamento y agarrar una maleta llena de ropa sin que Mikel lanzara un ataque. Había visto esto en un secuestro después de la escuela especial. la frente de Inno reventó con el sudor. salió de la habitación. Inno no sabía sobre que era. »Voy a coger un autobús o algo así. Jans miró Inno. usted no va a estar alrededor para rebotar en la cama de Mikel. Cosas malas pasarían. abrió la puerta de pasajeros para Inno. ―Tengo que conseguir algo de ropa ―murmuró. ―Centrándose en su lobo interior. Por lo menos asumió Mikel soñaba. . y con un arco. Mikel nunca me perdonaría si usted tuviera que caminar hasta una parada de autobús a esta hora de la mañana. El olor del engaño colgaba pesado en torno al conductor. De cualquier manera. ―Él no te va a perdonarte por secuestrarme tampoco. ―Los instintos de Inno crepitaban y le gritaban que no entrara en la limusina. Rápidamente se vistió con sus ropas prestadas. cerró la puerta con la llave que Mikel había dejado de lado él y vio que la limusina estaba al frente del edificio en una manera casi silenciosa de deslizamiento. pero su ira no sería agradable. Jans dejó el vehículo.CAPITULO 5 El sol no había salido cuando Inno salió de la cama siendo todavía ocupada por su amante soñado. pero no sería la víctima fácil. ―Usted puede hacer esto de forma fácil. Hizo una nota mental para preguntar más tarde. o te puedo llevar de nuevo a ellos muerto.

Jans frunció el ceño. pero aún así el tipo lo estaba. Inno se echó a reír. pero sólo en ráfagas cortas. Jans se burló. Además.Trabaja con los mutantes. Jadeante. ―Es mejor deshacerse de ustedes lobos. Por suerte. Inno no era realmente una persona madrugadora. se sacudió la ropa. . así podemos tomar el relevo. de lo que sabía acerca de vampiros. Ella limpiaría el suelo con sus culos de vampiros. Corrió por el parque esquivando los árboles y un corredor loco temprano en la mañana. pero los pasteles no esperaban a ningún hombre o lobo. utilizando la fuerza de vampiro. que se merecía ser atropellado si se levantaba temprano solo para estar saludable. El chillido de los neumáticos le dijo que Jans no había renunciado a la idea de un werekin muerto. Si Inno se quedara fuerte y constante debería ser capaz de correr más rápido que un vampiro. Vagamente recordó la dirección en que habían viajado en la noche anterior y se dirigió al oeste. finalmente liberándose para correr antes de que el vampiro lo capturara. No debería estar impresionado. Los pasos corriendo detrás de él le advirtieron a Inno que Jans había salido del refugio de la limusina y. 60 Tropezándose. o la vista de un lobo corriendo por la ciudad podría haber asustado a algunas personas por la mañana. Si se matan entre sí. ―¿Por qué dices eso? ―Debido a que mi hermana es campeona en cinturón negro. Lo bueno es que era muy temprano en la mañana. tenemos a tu hermana. ―Usted no tiene mi hermana. Manteniendo su gran nariz a tierra siguió el olor de los lobos. Con un aullido cambio y corrió por las calles. ―Inno alcanzó su lobo interior y lo tiró a la superficie. tenían una velocidad increíble. nos dejan todo el territorio a nosotros. Inno recordó cuando las memorias de ser perseguido por los mutantes destellaban en su cabeza. sabía que no debería. ―Inno casi podía sentir a su gran lobo cerca de la superficie―. podría posiblemente a ponerse al día con él.

Por desgracia. Mikel. vio que su compañero se había ido. Cerrando los ojos. ―El alivio lo tenía devolviendo el teléfono a la mesa y relajándose en el colchón. Debe de haber tenido un mal sueño. era un cuerpo que reconoció. Inno se estrelló contra un cuerpo. Mikel se volvió a dormir. ―Gracias. ―¡Mikel! Entonces todo se volvió negro. ―Sí. ¡Blake! Vio la pena en los ojos del mutante justo antes de que un dolor familiar le golpeara la nuca. Cerrando los ojos. Hablaré con usted más tarde. Su amor volvería al terminar su cocción. Desviándose en una esquina. 61 Tres millas de distancia. él se echó. Mierda. ―¿Recogió a Inno y lo llevó al trabajo? ―No te preocupes. . Inno se concentró en su compañero y psíquicamente gritó. Me hice cargo de Inno para usted. Sin embargo. Mikel ―respondió Jans. Maldita sea. la preocupación mordisqueaba lejos en sus sentidos. Mikel se sacudida vertical de un sueño profundo. Parpadeando. El pánico lo golpeó un momento antes de que se diera cuenta de que Inno probablemente acaba de ir a trabajar. debido a su separación de Inno. Cogiendo el teléfono de la mesilla de noche marco a su chófer. La voz de Jans cortó a través de las reflexiones internas de Inno.―Él va a venir a través del parque. había pensado que el hombre estaba solo.

Marcó el número de teléfono de la oficina de Silver. ―¡Inno! ―Gritó. enviando un escalofrío inquietante a través de Mikel. El teléfono sonó y sonó hasta que se rodó el correo de voz. Puede ser que tengamos un problema. Ahora Mikel estaba definitivamente despierto. ―Oye. Sentándose. »¡Inno! ―Llamó de nuevo. ―Habla Thomás. ―¿Qué? No. yo le dije que podía hacerlo. ¿podrían enviar a Inno a casa? Yo sé que probablemente se está divirtiendo con los lobos. y regresaba a su casa por ahora. se trata de Mikel. Sabía que no podía ser una buena noticia. ¿Qué significa que no se presentó? ―El miedo se apoderó de Mikel. Mikel se despertó. Temores combinaron en su estómago. Thomás. pero me desperté y lo quiero aquí.Horas más tarde. ―Um. Inno nunca se presentó. su amante había trabajado. Mikel. cogió el teléfono de la mesilla y marcó rápidamente a Inno. Henry pensó que tal vez lo convenciste de lo contrario después de que él llamó anoche. Su cama estaba vacía y las sábanas frías a su lado. ―¿Sabes lo que quiero decir? ―La voz de Thomas se hizo cautelosa―. después de que el sol había elevado y puesto otra vez. casa cuando Mikel se 62 Thomas se aclaró la garganta. Tendría una conversación larga con Inno sobre llegar a despertara. Sin duda. ¿Estás .

―Estoy en camino. ―No hay problema. suspiró de alivio cuando contestaron. 63 ―Gracias. no tenía ningún derecho sobre su tiempo. . ―Sí. ―¿No deberías estar jodiento a tu pareja a través del colchón ahora? ―se oyó la voz divertida de Jager a través de la línea como un bálsamo calmante. te necesito. No sabía qué decir de todos modos. Thomás. Sólo era un amigo de la manada. por favor. ―Jag. ―Voy a enviar a Dakota y a Farro. podría ser capaz de encontrar a Inno más fácil. El werekin colgó antes de que Mikel pudiera decirle nada más. Mikel colgó el teléfono y fue a vestirse. al menos. excepto en el trabajo y los negocios. ―La mano de Mikel se sacudía. ¿Necesitas que envié a alguien a echarte una mano? Alesandro había llevado a su compañero fuera de la ciudad y Mikel no era muy cercano a cualquiera de los otros. Desde que Dakota tiene más de lobo que cualquiera de nosotros. Jans dijo que se hizo cargo de él. Los vampiros tienden a permanecer separados. ―Entonces será mejor que tengas cuidado de Jans. cuando se hundió en que su compañero se había ido. uno de la amistad. Marcando rápidamente.diciendo que se suponía que iba a aparecer? ―Sí. En algún lugar su dulce lobo había desaparecido. Él tenía realmente la reclamación sobre una sola persona. porque en algún lugar entre tu chófer y la casa de la manada Inno desapareció. Lo necesito de vuelta.

Mikel nunca había visto a nadie tan hermoso.CAPITULO 6 Jager llegó primero. se había calmado lo suficiente como para darse cuenta de que debería haber llamado primero a Jans. ―Mmm. Jag lo abrazó. lo harías. El cabello del modelo estaba arrugado y necesitaba un afeitado pero además de Inno. No lo he sido capaz de conseguirlo en el teléfono. pero he oído rumores. ―Nada. Mikel cerró los ojos y trató de percibir a su amante. ―Jager apretó el hombro de Mikel en una muestra de apoyo. Sin decir palabra. No es era de extrañar que el otro vampiro no le respondiera. Si estuviera muerto lo sabrías. ―¿Puedes sentirlo? A veces los compañeros pueden sentirse entre sí. ¿Por qué piensas que tu conductor secuestro a Inno? . ―La manada de la Luna envío a Dakota y Farro. Farro es un buen investigador y cuenta con Dakota que tiene el mejor olfato que he visto nunca. podría ser que está drogado. ―Bueno. ―¿Yo? ―Mikel giró para encontrarse con los ojos del hombre lobo suplicantes para su confirmación. ¿Dónde está tu pareja? ―Dormido en la siesta lobo. Jager le dio una pequeña sacudida ―. Van a ser una buena combinación. me imagino. ¿qué pasó? ―Jager lo abrazó muy fuerte antes de retroceder―. por mi conductor. 64 Después de que él había tomado una ducha. se lanzó en los brazos de su amigo. ―Sí. ―Oye. No lo sé ya que no tengo una pareja. ¿Dónde está Inno? ―Cuando Mikel no respondió.

―¿De dónde sacaste eso? ―De la acera. ―Vamos a traer de vuelta al lobo vivo. junto con el teléfono de tu pareja. Correcto y Jag tenía un problema en casa de alguien de quien sabia no era su pareja. No tenía ninguna duda acerca de que Jag iría al infierno y traería a Mikel su compañero. Inno se adapta a ti mejor de lo que yo jamás podría. Mikel encontró que era difícil tener una relación con alguien siempre buscando al Sr. si yo hubiera estado más despierto podría haberlo rescatado. ―¡Vivo! Lo necesito regresar con vida. Jag era una de esas raras personas que. A pesar de que ellos habían tenido sexo temprano en su conocimiento. ―Siento que no fuéramos compañeros. cuando decía que haría cualquier cosa por un amigo. yo confiaba en Jans. 65 . ―Sólo es una sensación por la forma en que dijo que se había hecho cargo de Inno. Es una señal de que nuestra relación estaba condenada al fracaso. Un golpe en la puerta los tenía corriendo a la entrada. Pero no. ―Yo no. ―Definitivamente. rozándose los hombros. Además.Mikel se encogió de hombros. Mikel la abrió y le arrebató un par de pantalones de la mano de Dakota. nunca dejé que me mordieras. y quién sabe lo que ellos le estén haciendo a mi lobo. habían llegado a ser mejor amigos que amantes. Los dos hombres se establecieron en el sofá. Mikel sonrió por primera vez desde que descubrió que Inno había desaparecido. Jag se giró y lo miró a los ojos. Jag le dio una sonrisa agridulce. Mikel asintió con la cabeza. incluso si tengo que regatear con Anthony para conseguir el paso de la laguna Estigia de uno de sus familiares. Joder. ―Vamos a traerlo de vuelta ―le aseguró Jag. como lo hacen los viejos amigos. lo decía en serio.

Es compatible con la creencia de que Jans podría haberlo llevado. ¿qué hacemos ahora? ―Mikel no podía creer que esas palabras salieron de su boca. Mikel negó con la cabeza. Mikel podía ver el interior del humano al acecho. nadie podía negar que. ―Solamente admiro. el lobo es su forma natural. sin perturbarse de la grosería de Mikel. No importa lo que algunos de sus amigos vampiros dijeran acerca de los cambiaformas. Como la mayoría de los cambiaformas. ―Sin tomarse la molestia de argumentar más lejos al hombre se despojó. ―Su pene no se había endurecido. eran un montón sexys. Si él escogiera su forma siempre sería un lobo. solo a Inno. incluso con el bonito hombre lobo desnudo delante de él. El respeto de Mikel para el lobo blanco creció. ―Sé que puedo. pero nada más. Hay algunas huellas de neumáticos que mostraron que tu conductor se detuvo demasiado rápido en el tráfico. ―¿Cualquier otro signo de él? Dakota negó con la cabeza. ―¿Crees que puedes rastrear a un werekin en las calles de la ciudad? 66 Dakota rodó sus ojos. Por lo general tenía una personalidad más de hacerse cargo.Dakota le pasó el teléfono. exponiendo un cuerpo en forma y los abdominales musculares habituales de un werekin. En un abrir y cerrar. ―Él se entrega totalmente a su lobo ―Farro confirmó―. el hombre de pelo blanco se transformó en un lobo polar-blanco con los mismos ojos azules penetrantes. No quiero a nadie. ―Henry te arrancaría la cabeza si te viera mirando a su hombre ―Jag bromeó. La única razón por la que se queda como un hombre es porque le gusta Henry. ―Entonces. Es instinto natural cuando otro hombre se desnuda delante de mí. como especie. pero la desaparición de su compañero lo tiró de un bucle. ―El resto de su ropa. No podía comenzar a imaginarse lo . ―Nosotros seguiremos el olor de tu pareja. A diferencia del resto de nosotros. Los ojos de Dakota no sostuvieron ningún rastro de humanidad. Mikel dio un bufido de incredulidad.

El lobo se detuvo en el lado oeste y le dio un ladrido. ―Aquí es donde lo capturaron. Farro abrió la puerta para dejarlo salir. Dakota gruñó. mutante estúpido. pero usted tuvo que empujar al lobo ―dijo Blake. 67 La sangre de Mikel se congeló en las venas. ―Te dije que se mantuviera alejado de él.que sería renunciar a un parte esencial de sí mismo para mantener a su pareja. ―Oh. a Inno nunca se le permitiría salir de su vista. Farro palideció y se giro a Mikel. Una vez que encontrara a su compañero de nuevo. cállate. Inno soltó una burla de acuerdo. Mikel cerró la puerta detrás de ellos. Eran un vampiro y un mutante. El lobo salió tan pronto como él salió afuera. Sólo me ofrecí para ayudar porque quería a este hijo de puta fuera de Mikel. Él podría estar asustado e inseguro cómo el infierno para escapar. ―Sabes que si Mikel es consciente de que eres el único que se llevó a su lobo. ―¿Qué iban ellos a ser con su dulce werekin? ―Maldito hijo de puta. Por suerte. él te va a matar. tendrás que pagar por esto ―gruñó Jans tocando su mejilla sangrante. pero no haría más fácil para el vampiro. . Dakota corrió por la calle por varias cuadras hasta que llegaron al parque. nunca tendría que preocuparse por eso. mentalmente bloqueándola cuando se marchó. A los vampiros no les gustan que les quiten sus juguetes y Mikel tiene una reputación de ser más duro que la mayoría.

pero ahora que estoy. Jans se lanzó. He sobrevivido a los juguetes de Mikel antes. pero los otros mutantes se han vuelto demasiado sospechosos de todos modos. Inno enseñó los dientes al vampiro. sus colmillos salieron de su boca. ¿Puedes conseguirme a Anthony? Inno ladró. Solo consiguió unos pocos pasos antes de que un fuerte crujido y se paró en seco. después de Dakota y ahora tú. ―Sé que voy a lamentar esto. la mano con la jeringa congelada que se cernía sobre el lobo. ―Blake se acercó y desbloqueo la jaula de Inno―. Una vez acoplado.Jans resopló. Yo no había planeado marcharme tan pronto. voy a necesitar un . No se puede mutar acoplado a un lobo. ―Entonces supongo que tendré que matarlo. Blake dejó en su lugar. Blake miró a Inno durante un buen rato. Con el ceño fruncido tiró al chupasangre a un lado. ―Si yo pensara que era sólo un juguete. ―¿Compañero? ―Sí. ―¡Qué estúpido eres! ¡No tomes a un compañero! ¡Jamás! Inno dio una corteza de ánimo. ―Voy a tomar eso como un sí. ¡Vampiro estúpido! 68 Jans se puso de pie. la composición química de los lobos se cambia. El vampiro cayó gritando. ―¿Qué diablos te pasa? ―El suero no funciona con los compañeros. Él daría todo para golpear al vampiro. no me importaría. Blake tiró la jeringa sobre el mostrador y le dio un puñetazo a Jans en la cara. Blake le había roto al vampiro el cuello. Pero piensa que éste es su compañero.

¿Dónde estaban todos los ruidos. una serie de computadoras. Inno no había sido el único en notar la ausencia de personas. Conseguiré salir a la calle. por lo que tendría que tomar la palabra de Blake para ello. Maldición debió haber mordido al hombre y completar su vínculo. pero estaría de acuerdo en casi cualquier cosa si lo devolvía con su compañero. Lorus Korl frunció el ceño ante el mutante mientras hablaba. quería para advertir a Mikel sobre Jans. Al parecer. Si Mikel se despertaba sin él no. Si nada más. a dónde ir 69 El lugar tenía un aire desértico al respecto. No podía ser el mismo centro de investigación en donde lo habían alojado antes. mientras caminaban a través del laberinto de pasillos. los otros lobos? ¿Dónde diablos estaba todo el mundo? ―No me gusta esto ―susurró Blake. Después me puede mostrar después de eso. Si hubieran terminado la unión. tengo que decir que estoy muy decepcionado de ti. Inno estaría encantado de estar bastante tiempo sin encontrarse con otro fármaco. fácilmente sería capaz de comunicarse con el vampiro.escolta a la manada de la Luna. Inno saltó fuera de la jaula y aterrizó en el piso de cemento con un golpe. ―Sígueme. El almacén donde se encontraban parecía el laboratorio de un científico loco con varias jaulas vacías. Después de muestras del suero y los dardos con punta con drogas. el vampiro estaría en pánico ahora. Anthony es el único que conozco que puede cambiar a las personas de vuelta. ―Blake. Inno nunca había conocido a Anthony. Doblaron la esquina y se encontraron con un hombre que llevaba una bata de laboratorio con cuatro mutantes a sus espaldas. . y un montón de frascos llenos de diferentes líquidos de diferentes colores. pero no sería necesario ahora.

¡Casa! ―Él gritó. reconociendo al científico que Inicialmente le inyectó el suero. Todos los mutantes asintieron con la cabeza. Inno nunca había conocido a alguien sin ningún tipo de fragancia antes. ―El mutante se acercó al científico. ―Mátenlo. y de lo poco que había aprendido acerca de Korl. ―Eres un psicópata ―gritó Blake. literalmente olía a nada. ―¡Yo confiaba en ti! ―Lorus acusó. Inno sólo vio un atisbo de ella entre los otros dedos del hombre cuando Loris lo agarró con fuerza ―. un gruñido enrollaba la garganta―.Inno dejó escapar un gruñido. era la respuesta? Inno gruñó. señor. El científico. . El hombre asustaba a Inno con su total falta de olor. ―Te arrepentirás de eso. Yo no firmé para ser mascota de nadie. ―Lorus sacó una pelota clara del bolsillo. 70 ―¡Soldados! ¡Esto es todo sobre la creación de soldados! ―Blake gritó con incredulidad haciendo eco en el almacén. ―¿Así que la búsqueda de una nueva raza asesina. ―Las hadas están cansados de perder a sus propios hombres sobre menores batallas. ―Korl ordenó a los mutantes en silencio detrás de él. ―¿En serio? No estoy tan emocionado con usted tampoco. Ellos están buscando una solución mejor. Más grande. ―Lorus hizo un sonido de declaración como una explicación perfectamente razonable por arruinar una especie con mutaciones cuestionables. doctor. ―¿Es así como todos se sienten? ―Lorus preguntó. ―Lo siento. esperaba no encontrar a alguien como él de nuevo. Hadas condenadas. pero me doy de baja. más fuerte y más poderoso. ―Estoy tratando de construir un mejor soldado para la clase Fae.

Blake se puso delante de Inno. Cuando la luz ya no le quemaba la retina Inno vio que el científico había desaparecido. voy a ayudarle a cazar a Lorus por sus delitos contra los werekin. 71 Los otros mutantes se miraron por un momento. ―Usted ha estado ayudando a la fuga de lobos. ―Mikel. Un mutante llamado Tren es su auto- . Los otros mutantes se movieron inquietos. Ellos estaban seguros en la aceptación de otros lobos. esperando que él no hubiera puesto su fe en la persona equivocada. pero ninguno de ellos quería enredarse con Mikel. Los demás fueron muertos o dejados para unirse a un centro de grupo de mutante. ―¿Qué vas a hacer ahora? ―El aparente líder del grupo le preguntó. ―¿Dónde están planeando ir? ―Blake pidió al grupo. ―Sí. El líder dio un paso adelante. pero ninguno de ellos habló en contra de sus objetivos. ―Yo voy a encontrar otros mutantes y advertirles de los planes de los fae. ―Debido a que Lorus mató al resto de mi manada. Y si Anthony está de acuerdo en cambiarme de nuevo. Somos los últimos de aquí. ―¿Quién es tu compañero? Blake sonrió. El líder mutante miró a Inno nerviosamente.Un destello brillante explotó en la habitación. ¿Y? ―¿Por qué? ―genuina curiosidad sonó en su tono. Blake se metió las manos en las caderas. Inno casi lamentaba de que no pudiera sonreír en forma de lobo. Los cuatro mutantes que habían venido con el científico se acercaron. ―Voy a llevar a este lobo a casa antes de que su compañero vampiro venga y nos mate a todos nosotros. Inno se encogió.

Inno miró a los demás darse vuelta y alejarse. no intercambio ninguna palabra. Inno se preguntaba si se dieron cuenta de ya estaban pensando como soldados. Al parecer. ―Sí. Inno saltó al intruso. Yo sólo lo . pero voy a advertir a los demás de sus planes. No sé lo que vamos a hacer ahora que Lorus se ha desvanecido. Él reconoció a Dakota. ―Oh. Un puro lobo blanco con ojos azules de hielo lo miró arriba. Yo no sé si las hadas trataran de recuperarnos o no. ―Inno. Inno. y le dio al lobo un ladrido amistoso. ―Algunos van a querer pelear ―advirtió Blake. Con ladridos y aullidos felices procedió a lamer al hombre riéndose por debajo de él. el hombre esta perfectamente bien.asignado líder. ¡Maldita sea. déjale ser. cada uno tenía las tareas asignadas. ―Vamos. estás bien ¿no? ―Por el amor de la Madre Luna. La cola de Inno colgó abajo. Inno reconoció la voz de Farro y le dio al hombre un feliz ladrido. Mikel dejaría que Inno lamiera y ladrara hasta el fin de los tiempos si eso significaba que su amor estaba a salvo. Inno salió trotando después del mutante. Corriendo delante del mutante. Tren todavía quiere hacerse cargo de las manadas de lobos. 72 Al abrir la puerta exterior un olor familiar hizo que Inno soltara un aullido feliz. El otro lobo frunció los labios con desaprobación. y algunos van a resentirse ser peones. ―Estoy bastante seguro de que está bien ―contestó otra voz. Él no sabe cómo de frenético he estado. Tengo que comprobar que estás bien. Otra corteza hizo girar a Inno la cabeza. Blake esperó a que estuvieran fuera de la vista antes de que se girar y volvió a hablar. ―Bebé. Inno! Quítate de encima. Dakota.

―Para un grupo de hombres en su mayoría homosexuales. ―La ira de Blake llevó una sonrisa a la cara de Mikel. 73 .drogué un poco y lo saqué de allí antes de que algo pasar. ―¿Eh? Yo era un microbiólogo antes de mi mutación. Vamos a quitar cualquier cosa que pueda ayudarnos a entender mejor la fórmula. Eso no significa que no pasara la fórmula sin embargo. ―Voy a llamar y tener este lugar buscado. ―Si su pareja lo permite. Farro se encogió de hombros. ―Acabas de admitir que lo drogaste. ―¿Dare? ―Blake preguntó. Me lo debe después de haberlo ayudado. sorprendido. ―Tengo que hablar con Anthony. perdón si me salte para creer su versión de los hechos. ―Bien. Tal vez podamos encontrar una cura para Dare. ¿Qué pasó con Jans? ―Le rompí el cuello al hijo de puta. pero Mikel no tenía la autoridad para aceptar cualquier cosa. usted tiene una gran porcentaje de miembros acoplados ―dijo Blake. ―¿Quién eres tú? ―Blake. Puedo echarle un vistazo a él si lo desea. ―Tenemos un tigre que fue cegado por el contacto con el suero. Yo soy el que liberó a tu pareja. Él no había querido enfrentar al hombre que una vez había llamado amigo. Las exigencias del mutante no eran razonables. ―¿Farro? Farro asintió con la cabeza. El alivio se precipitó a través de él. ―Mikel miró alrededor―. Ese suero que le envié con Inno era el último del lote y Lorus no está aquí para hacer más. Mikel se volvió hacia el otro werekin otro.

―Soy Jager. Jager se acercó. ―Lo haré. ―Mikel sabía que en el exterior brillante de Jager se escondía un corazón compasivo―. Vamos a casa. ―Miró a su alrededor y una sonrisa iluminó su cara cuando vio a Inno―. Los lobos pueden limpiar aquí. y te enviaré el coche para usted. los tenemos. con su lobo trotando a sus talones . En una sociedad en donde el porcentaje de acoplamiento medio era el dos por ciento. Llámame. ―Farro no dijo nada más y Mikel escondió su rostro sonriente. ―¿Quién eres tú? ―La voz ronca de Blake se hacía más profunda. Estás bien.―Sí. Mikel sonrió cuando su compañero corrió a Jager. amigo. ―Vamos. la manada de la luna tenía un registro impresionante. ―Está bien. Farro había querido a alguien en el exterior en el caso de que todo saliera mal. Él había estado esperando en la limusina mientras todo se despejaba. Mikel se marchó. Jager asintió con la cabeza. ―No. bola de pelos ―dijo Jager. Mikel se levantó del suelo y fue a reunirse con ellos. Por lo que él sabía. nadie de la manada discutía sus altos números de acoplamientos. riendo. ―¿Necesitas un paseo a casa Jag? Jager miró a Farro. puso sus patas sobre los hombros de Jager y le lamió la mejilla. se levantó. me quedaré y me aseguraré de que nadie quede atrás. 74 »Ehh.

viene y entra en mi cabeza. los mutantes. Ahora nuestros Alfas nos necesitan y nosotros no podemos hacer nada más que sentarse en nuestros pulgares y girar. Acabo de tener un sueño de Anthony sentándose en el trono. Steven resopló. Nos llega por todos lados. ―Steven se deslizo fuera de la cama―. fae junto al Rey Linnel. ―¿Cómo lo sabes? ―El padre de Anthony me lo dijo. Anthony está en problemas. Anthony nunca lo haría para convertirse en el co-soberano de las hadas. ―Tenemos que conseguir a Kylen y los gemelos. Desde que Gallien me poseyó. y la inacción de las otras manadas de las que no tenemos ningún apoyo.EPÍLOGO Dare se sacudió afuera de un sueño muerto. ―¿Nosotros quién? Porque no hay manera de que te deje involucrarte en esto. calmando los latidos de su corazón. ¿Qué haría eso a Silver? Dare no podía discutir con la lógica de su pareja. deseando desesperada mente ver la expresión de su compañero. porque ellos son los únicos que nos pueden llevar al otro lado. Estoy cansado esta mierda. ―Cariño. ―Pero. ―El tono de Steven tenía a Dare al borde 75 . ―¿Y quién te va a decir lo que Gallien este diciendo si yo soy el único que puede hablar con él? ―Vamos a hablar con la señora Carrow. ―Steven ―¡Qué! ¿Qué quieres amor? Los cálidos brazos de Steven se envolvieron alrededor de Dare. ¿si es debido a Silver que Anthony esta en el trono? ¿Cómo controlar un hombre poderoso entonces controlar al que él ama sobre todas las demás? ―Mierda. Dare negó con la cabeza. Entre las hadas. ―Tenemos que conseguir a nuestras hadas.

a lo mejor tenemos que centrarnos en la del hecho de que nunca podría recobrar la vista. Ellos no saben que soy ciego y yo puedo seguir su rastro. Steven suspiró. Dare acarició la mejilla de Steven. Voy a estar fuera de las cosas cuando oiga la batalla. siempre y cuando nunca vayas a dejar de buscar una cura. además de las tres hadas. No pueden hablarse telepáticamente o ya se habría puesto en contacto con ella en lugar de un hombre que apenas conoce. ―¿Y qué vas a hacer una vez que lleguemos allí? No puedo tenerte en el medio de una pelea. Voy a llamar a una reunión para averiguar quien tiene que ir con nosotros. ―Yo también. Dare ronroneó cuando los dedos de su compañero se deslizaron a través de su pelo y labios suaves enviando calor a través de él. Steven. El cuerpo de Steven se dejó caer sobre la cama. ―Voy a cambiar a mi forma de tigre. ―Cálmate. ―Yo sabía que no debieron haber ido solos. ―Ella no puede hablar con él. o incluso un lazarrillo-conejito. ―No tengo problema con conseguirte un bastón. ―Lo siento.reconociendo la voz intratable. 76 . el súper semi-dios y su alfa compañero no quisieron escuchar. ―Steven dejó escapar un gruñido―. ¿Gallien te dio algunos puntos sobre lo que está pasando? Dare negó con la cabeza. Mikel no te pudo curar. Puedo oler la sangre más fácil como un tigre que como un ser humano. Enojarse no va a resolver nada. Pero. ―Irónico cómo el único lugar que podía ver por casualidad era en su cabeza. Otro beso siguió su declaración. ―Todo era visual. Dare había ganado esa ronda. ―La tristeza en la voz de Steven casi le deshizo. ―Está bien. en lugar de tratar de encontrar curas oscuras. No son compañeros. Vamos a sostener la reunión y hacer un plan. Pero no.

―¿Conejito? ―Te va a dar algo que perseguir mientras estés aburrido. sin embargo. ―Podría ser un guía malo. ―Steven acarició sus narices juntas. vamos a tomar una ducha y luego podemos empezar hacer llamadas telefónicas. Dare se rió. ―Tal vez. ―Vamos. ―Trato. 77 FIN .

COORDINACION DE PROYECTOS Pervy TRADUCCIÓN: Usagui 78 CORRECCIÓN: Cam DISEÑO Y FORMATO: Idhum .

Diciembre 2013 .79 Por favor compren los libros de tus autores preferidos.