Está en la página 1de 3
Hilo Conductor Por: Luis Ernesto Guzmán G. Salvo el poder, lo demás es ilusión. Lenin CONCIENCIA

Hilo Conductor

Por: Luis Ernesto Guzmán G.

Salvo el poder, lo demás es ilusión. Lenin

CONCIENCIA POLÍTICA Y PODER POPULAR.

El Poder Popular, se entiende, en forma general, como poder del pueblo. Un poder multisectorial, para decidir colectivamente y asumir acciones, es decir, poder popular es el ejercicio pleno de la soberanía. Durante décadas en Venezuela los partidos políticos de la Burguesía, se burlaron del único poder que el pueblo podía ejercer, EL PODER DE ELEGIR ELECTORALMENTE a sus autoridades representativas, cada cinco años. “Acta mata voto” fue el cliché que pusieron de moda los dirigentes adecos copeyanos, para alterar la voluntad popular de elegir, cuando al momento de contar los votos, escribían resultados diferentes en la planilla del acta de votación de la mesa. Sin embargo, el poder del pueblo, siempre ha estado latente, en su interior, esperando condiciones objetivas para manifestarse, ejemplo de ello fue la primera gran huelga petrolera de 1936, donde nuestros Sindicatos de trabajadores enfrentaron los abusos de las petroleras trasnacionales, y reclamaron algunas reivindicaciones laborales. También el poder del pueblo puede manifestarse, abruptamente, explotando como un volcán en erupción como en Febrero de 1989 en el Caracazo, en rechazo a las medidas económicas impuestas por el expresidente adeco Carlos Andrés Pérez. Un adeco más, cachorro obediente de las recetas del Fondo Monetario Internacional. Ese expresidente traidor hizo recortes a los presupuestos de salud, educación, transporte, etc., sin ningún pudor y sin la menor compasión para un pueblo aparentemente pasivo y dócil. Nuestro pueblo sorprendió al mundo rechazando con una fuerza incontrolable tales medidas, y fue masacrado por las fuerzas de seguridad del gobierno apátrida, dejando una mancha más en la historia de los gobiernos oligárquicos y pro-imperialistas. Es ahora, con el Comandante Hugo Chávez, en la Presidencia de la República, cuando se abre el cauce para que el torrente de ideas, expresiones y reclamos, represados en el interior del pueblo se expresen con extraordinaria pasión

Hilo Conductor Por: Luis Ernesto Guzmán G. Salvo el poder, lo demás es ilusión. Lenin CONCIENCIA

revolucionaria. Nunca antes en la historia de nuestra República, un presidente había creado condiciones objetivas y subjetivas, para que el pueblo se movilizara exigiendo su participación protagónica en los asuntos concernientes a su vida local, regional, nacional y hasta internacional.

Y por que reclaman tanto, si ahora se les está ayudando más que antes

..

?,

Esta puede ser una pregunta, para darle lectura a la dinámica socio política que hoy mueve a nuestro pueblo, exigiendo participación y soluciones a sus demandas sociales. La respuesta está en la fuente de esas demandas, en el núcleo pensante de la conciencia política que motoriza las acciones individuales y colectivas. La conciencia política determina la conducta y de allí la necesidad de revisar los niveles de conciencia política, para darle forma a ese poder, y despojarlo de posturas individualistas, localistas y sectarias, orientándolo hacia la construcción de un poder popular soberano, Bolivariano y socialista. Un Poder popular sin conciencia de su significado y de su compromiso histórico con las luchas ancestrales de nuestros pueblos, puede empujar en la dirección equivocada, de allí la necesidad de un partido revolucionario, que asuma la vanguardia de ese extraordinario poder, no para reprimirlo ni domesticarlo, sino para orientarlo en la dirección correcta, rumbo al socialismo, a la defensa y consolidación de nuestra soberanía y a la construcción de un nuevo estado en correspondencia con nuestros recursos, nuestra cultura y nuestros valores como pueblo Bolivariano, libertador de seis naciones.

Las Leyes del Poder Popular

Es necesario y urgente analizar las leyes del Poder Popular, que ya han sido sancionadas por la Asamblea Nacional y refrendadas por el Presidente de la República. Estas Leyes son: Ley Orgánica de las Comunas, Ley Orgánica del Poder Popular, Ley Orgánica de la Planificación Pública y Popular, Ley Orgánica de los Consejos Comunales, Ley Orgánica de Contraloría Social y Ley Orgánica del Sistema Económico Comunal, pendientes también la Ley de Medios Alternativos y otras leyes vinculadas al poder popular.

revolucionaria. Nunca antes en la historia de nuestra República, un presidente había creado condiciones objetivas y

Estas leyes son facilitadoras para crear las instancias y escenarios para el desarrollo y el Ejercicio del Poder popular, tal como sucedió con la creación de los Consejos Comunales, y ahora con las Comunas, las cuales hay que apoyarlas y hacerlas realidad, luchando ´para consolidarlas, y para que se les asigne el rango establecido en la ley, es decir, son parte del Poder público, con una estructura de poder, y con un presupuesto.

Los Escenarios servirán para debatir hacia donde va el poder popular, en relación a los medios de producción basados en la economía capitalista y depredadora, debatir también en relación a los medios de comunicación, en relación a los servicios públicos, en relación a la seguridad ciudadana, en relación a la estructura de un Estado Burocrático que reproduce la cultura de dominación y en relación a la amenaza del imperio y sus secuaces en territorio nacional.

Un poder popular que haga suyo, de manera colectiva, la problemática de los servicios, la vialidad, la comunicación, los hospitales, la infraestructura educativa, la seguridad, etc., abordando cada caso con criterio de pertenencia, sin echarle la culpa a otras instituciones y sin cerrar vías y agredir a las personas. Un poder popular que cambie el tipo de relación con las instituciones tradicionales del estado.

“Las formas de lucha y organización no son fines en sí mismas, sino maneras de avanzar en la acumulación de fuerzas, que tiene su expresión principal en la consolidación del poder popular, la destrucción del estado burgués, la lucha antiimperialista y la construcción del socialismo, asumiendo que el epicentro es la lucha contra la cultura política liberal burguesa heredada y la consolidación de la democracia participativa y protagónica. Muchas de estas formas de lucha democráticas tienen un carácter liberal burgués, por cuanto siempre fueron manipuladas por la burguesía y tan sólo su ejercicio, acompañado de la elevación de la conciencia política del pueblo, pondrá en evidencia sus limitaciones y la necesidad de trascenderlas mediante la democracia genuina, es decir, la democracia socialista”. Bases Programáticas del PSUV

Un poder popular de hombres y mujeres, con conciencia revolucionaria, con claridad de lucha, con pleno conocimiento de quienes son los enemigos de la patria y del poder popular., una conciencia revolucionaria que se construye estudiando, debatiendo y accionando en la dirección correcta. Ahí están las leyes del Poder popular, el estudio de estos instrumentos de Ley es urgente, para así darle forma a ese hermosísimo diamante, como lo es el poder popular, que así como te maravilla con su belleza, también te puede encandilar con su resplandor o cortar con el filo de sus aristas.

Luis Ernesto Guzmán G.

Director Municipal de Organización y Estrategia Electoral del PSUV Puerto La Cruz.