Está en la página 1de 1

Los niveles de organización de materia viva

Nos llevan directamente hacia la biología y hacia la estructura de la vida misma. Al hablar acerca de los
niveles de organización de materia viva nos sumergimos en la clasificación misma de la materia. Antes de
abrir esta clasificación es conveniente definir la materia, la materia viva, el significado de los niveles de
organización de materia viva y finalmente su clasificación.

¿A qué se llama materia?


Todo lo que podemos ver y tocar es materia. Pero también son materia algunas cosas que no podemos
ver, como el aire por ejemplo. La materia ocupa una cierta porción de espacio que se denomina volumen.
En el caso específico del aire esto no es tan evidente. Es decir, la materia puede clasificarse en
homogénea o heterogénea.
• La materia homogénea es la que presenta una composición uniforme, en la cual no se pueden
distinguir a simple vista sus componentes; en muchos casos, no se distinguen ni con instrumentos como
el microscopio. Por ejemplo: el agua, la sal, el aire, la leche, el azúcar y el plástico.
• La materia heterogénea es aquella cuyos componentes se distinguen unos de otros. Es el caso de la
madera, el mármol, una mezcla de agua con aceite.

Propiedades y estado de la materia


La materia posee propiedades: extensión, masa, peso, elasticidad, porosidad, inercia, impenetrabilidad y
divisibilidad. A estas propiedades se las llama extensiva o intensivas según se relacionen con la química
externa, o con las características moleculares respectivamente. La materia también presenta estados de
acuerdo a su estructura molecular: líquido (las moléculas pueden moverse libremente unas respecto de
otras ya que están un poco alejadas unas de otras), gaseoso (las moléculas están muy dispersas) o
sólido (las moléculas están muy cerca unas de otras).

¿Qué es la materia viva?


Dentro de los niveles de organización, la materia viva ocupa los cuatro últimos lugares. La materia viva
llamada también materia orgánica, esta formada principalmente por carbono, hidrógeno, oxigeno y
nitrógeno. Estos elementos, al combinarse, forman sustancias que interactúan entre si dentro de la forma
viva mas simple que es la célula.
La célula es la unidad fundamental por la cual están constituidos todos los seres vivos. Todos los
organismos vivos están formados por células, y en general se acepta que, ningún organismo es un ser
vivo si no consta al menos de una célula.

Los niveles de organización de materia viva


Los niveles de organización de materia viva nos muestran que está organizada en siete grados o niveles
crecientes de complejidad.

• Nivel subatómico: lo integran las partículas más pequeñas de la materia, como son los protones, los
neutrones y los electrones.
• Nivel atómico: lo componen los átomos, que son la parte más pequeña de un elemento químico que
puede intervenir en una reacción.
• Nivel molecular: está formado por las moléculas, que se definen como unidades materiales formadas
por la unión, mediante enlaces químicos, de dos o más átomos
• Nivel celular: comprende las células, que son unidades de materia viva constituidas por una membrana
y un citoplasma
• Nivel pluricelular: abarca a aquellos seres vivos que están constituidos por más de una célula.
• Nivel de población: abarca a las poblaciones, que son el conjunto de individuos de la misma especie
que viven en una misma zona y en un momento determinado.
• Nivel de ecosistema: se estudia tanto el conjunto de poblaciones de diferentes seres que viven
interrelacionados.

Los cuatro últimos niveles supones los niveles de clasificación de la materia viva, es decir que están
constituidos por materia viva; por eso, desde este punto de vista, se puede definir la vida como una de las
formas de presentarse la materia.

Fuente del Artículo: http://www.editum.org/autor-=-.html