Está en la página 1de 4

Sendero

Sendero Contenido Revista de la Red de Religiosas y Religiosos Trabajando con Migrantes República Dominicana 1

Contenido

Revista de la Red de Religiosas y Religiosos Trabajando con Migrantes República Dominicana

Religiosos Trabajando con Migrantes República Dominicana 1 Editorial 1 Misión Scalabriniana en los bateyes de

1

Trabajando con Migrantes República Dominicana 1 Editorial 1 Misión Scalabriniana en los bateyes de

Editorial

1

Misión Scalabriniana en los bateyes de San Pedro de Macorís

2

Hijas de María, educación para los más pobres en el batey La Higuera

2

Proyecto Solidaridad entre Hermanas/os, de las Misioneras Dominicas del Rosario en La Zurza

3

Servicio

Jesuita

a

Refugiados/as

y

Migrantes

4

Editorial Nadie es extranjero
Editorial
Nadie es extranjero
y Migrantes 4 Editorial Nadie es extranjero De una inquietud gestada y nacida el 20 de

De una inquietud gestada y nacida el 20 de febrero de 2008, comienza a caminar el grupo de Congregaciones Católicas y Migrantes.Tras los primeros momentos de compartir nuestras experiencias e inquietudes decidimos formalizar el grupo con el nombre de Religiosas y Religiosos Trabajando con Migrantes (RTM) y empezar a soñar, a compartir los desafíos y esperanzas de un sendero que ni podemos ni queremos caminar a solas. En la Iglesia nadie es extranjero, y nosotras y nosotros tra- bajamos para que tampoco lo sea en la sociedad en la que vivimos. Así, nos proponemos fortalecer nuestro trabajo con la población haitiana y dominicana de ascendencia haitiana en cada una de nuestras misiones, pero también coordinándonos para ir más allá en el análisis y la transformación de la realidad y en la búsqueda de estrategias más efectivas y proféticas.

Al compartir nuestras identidades, dificultades, gozos y espe- ranzas, revivimos la experiencia de los discípulos de Emaus:

¿no sentimos arder nuestro corazón cuando nos hablaba por el camino? Y esta vivencia nos motiva a continuar buscando respuestas conjuntas en el sendero que construimos cada día, desde nuestras realidades y distintos carismas.

Las religiosas y los religiosos de la RTM nos reunimos todos los meses, en el Centro Bono. Allí nos fortalecemos, nos es- cuchamos, nos apoyamos y reafirmamos que todos y todas somos un mismo cuerpo y un mismo proyecto de cambio. Coordinamos actividades conjuntas que externalizan lo que queremos y creemos y que ayudarán a la población haitiana y dominicana de ascendencia haitiana a avanzar en su desarrollo. Actuar juntos y juntas es la mejor manera de que el esfuerzo de la gente a la que acompañamos y el nuestro mismo rinda más frutos. Por eso les invitamos a que nos acompañe por este sendero de esperanza que los y las migrantes abren ante nosotros y nosotras.

les invitamos a que nos acompañe por este sendero de esperanza que los y las migrantes
Misión Scalabriniana en los bateyes de San Pedro de Macorís
Misión Scalabriniana en los bateyes de San Pedro de Macorís

Las misioneras de San Carlos Borromeo – Scalabrinianas, en fuer- za del envío misionero de la Iglesia y en fidelidad al proyecto socio pastoral heredado del fundador de la Congregación, Beato Juan Bautista Scalabrini, contribuyen a que toda persona goce de los derechos inherentes a la dignidad del ser humano, preferentemen- te los migrantes.

la dignidad del ser humano, preferentemen- te los migrantes. En República Dominicana están aportando en los

En República Dominicana están aportando en los bateyes de la provincia de San Pedro de Macorís, con actividades y estrategias específicas, incluyentes y participativas; coordinadas desde el Cen- tro de Atención Jesús Peregrino.

Se están desarrollando actividades como:

• Creación y acompañamiento de la Red Provincial de Dere- chos Humanos; formación y empadronamiento de personas en 27 bateyes para el ejercicio de la vigilancia solidaria e incidencia junto a las instituciones responsables para la defensa del derecho a la ciudadanía.

• Programa de formación a los profesores de las escuelas de

bateyes, en Construcción de Paz y convivencia multicultural.

• Programa de salud preventiva y curativa. Prevención de VIH/ SIDA, con charlas, teatro, bailes y otros.

• Programa de acompañamiento a los portadores de VIH.

• Creación de cooperativas en los bateyes en donde se pueden

adquirir los alimentos básicos a precio módico y desarrollar habi- lidades de liderazgo, administración y empoderamiento.

• Pastoral Materno Infantil (PMI).

• Participación en el Programa de la Red Contra a Trata y Tráfico de personas.

• Apoyo al Centro de Derechos Laborales, con prioridad a los

residentes en los bateyes.

• Programa de formación en valores para jóvenes y adolescentes.

• Celebración de la fe y de los logros en las comunidades.

Se vislumbran signos de esperanza en medio a las sombras de la situación po- lítica actual. Un importante signo de esperanza es el creciente protagonismo de los migrantes, a pesar de la situación de vulnerabilidad y estigmas impuestos, co- mienzan a articularse y luchar por sus derechos, visando la crea- ción de nuevas relaciones sociales que abran el espacio para la ple- na inclusión ciudadana de todas las minorías y grupos marginados.

ciudadana de todas las minorías y grupos marginados. Hijas de María, educación para los más pobres
Hijas de María, educación para los más pobres en el batey La Higuera
Hijas de María, educación para los más pobres
en el batey La Higuera

Hijas de María es una Congregación fun- dada en Bélgica en el año 1805. Nuestro Carisma es la educación en todas sus for- mas, en especial a los más pobres.

En el año 1975, un americano de nombre José, amigo de las Hijas de María, llega al país para reclutar misioneros/as con el de- seo de trabajar con los dominicanos que residen en Estados Unidos. Pero cuando se enteró de la situación que vivían los hai- tianos residentes en RD decide hablar con las hermanas para hacerles saber sobre la circunstancias en las cuales se encontraban las gentes de los bateyes. Ese mismo año las hermanas llegan al país a conocer la realidad de los bateyes y permanecen aquí durante ese verano. Esta visita se repite año tras año, hasta que en 1983 deciden

2 Sendero

establecerse en el Batey la Higuera, Pro- vincia de El Seibo, siendo acogidas por el obispo de la Diócesis de la Altagracia Mons. Hugo Eduardo Polanco Brito.

En1990, con la ayuda de Adveniat se con- sigue construir la casa en la que actual- mente vivimos. Con la ayuda de Manos Unidas de España, en 1993 se construye un dispensario médico y, en 1999 un Cen- tro Nutricional; con la ayuda de Italia se amuebla con capacidad para 70 niños; en el mismo se realizan cursos en el área de salud, Nutrición, Educación PRE-escolar, alfabetización de adultos, formación de líderes comunitarios, catequesis, manuali- dades, corte y confección, pastoral juvenil, folklore, arte culinario y repostería.Actual- mente se ha venido utilizando para la tarea

de evangelización y la organización de Jun- tas de Vecinos, entre otras actividades. Nos encontramos en la epata final de construc- ción de un Hogar de Anciano.

Nuestro objetivo es: ayudar a mejorar la calidad de vida de las familias; que los jóvenes tengan una mejor formación para evitar que corran la suerte de vivir la reali- dad que han vivido sus familiares.

Nuestra misión:crear condiciones que fa- vorezcan el protagonismo social de las fa- milias y de los jóvenes en la sociedad.

¿Con quién trabajamos? Somos una congregación dedicada al de- sarrollo de las personas en los bateyes, en el cual viven haitianos y dominicanos.

Proyecto Solidaridad entre Herman@s, de las Misioneras Dominicas del Rosario en La Zurza
Proyecto Solidaridad entre Herman@s, de las Misioneras
Dominicas del Rosario en La Zurza

• Proceso de concientización como lucha contra el prejuicio

anti-haitiano, el cual dificulta la relaciones entre pobres y pobres.

• Capacitación del personal de Solher a través de la participación

en cursos, talleres y otras actividades realizadas por otras enti- dades.

• Estudio de la cultura haitiana y búsqueda de formas de expre- sión de la misma, para mantener su aporte vivo.

• Actividades recreativas como espacios y medios de interrel- ación e intercambio.

b) Área de asesoría y asistencia legal:

• Facilitar procesos de documentación, tanto a haitianos como

dominico-haitianos y a dominicanos.A los haitianos en lo que más se les apoya es en el proceso de residencia debido a las dificul-

tades que se presentan en lo relativo a los procesos de declara- ción.A los dominicanos el apoyo principal se le da en los procesos de declaraciones tardías.

 

Formación y trabajo en conjunto con un equipo de promotores

y

promotoras de Derechos Humanos para la defensa de los mis-

mos en la zona de trabajo.

• Participación, junto a otras instituciones y actividades de for-

mación relacionadas con el tema de los Derechos Humanos. Cabe resaltar el apoyo que nos ha ofrecido el servicio Jesuita a Refu- giados y Migrantes a través del servicio que ofrece una de sus abogadas que forma parte del equipo de asesoría legal junto a una promotora legal y una de las hermanas.

legal junto a una promotora legal y una de las hermanas. En la actualidad estamos dando

En la actualidad estamos dando prioridad al área educativa dirigida

a niños y niñas haitianos, de ascendencia haitiana y niños domini-

canos muy pobres del barrio para facilitar la integración. En el área educativa trabajamos la formación sistemática de los padres

y madres así como el acompañamiento a familias en concreto.

Esta área comprende el campamento de verano que cada año re- alizamos con los niños y niñas del proyecto, así como con otros niños y niñas de la escuela Angélica Massé y es desarrollado por un grupo de monitores tanto del barrio de la Zurza como de otros barrios vecinos. Dicha actividad favorece la integración tanto en- tre los niños y niñas como entre los monitores. Otra área que priorizamos es la asesoría y asistencia legal tanto para la población haitiana como dominicana.

Nuestra Congregación de Misioneras Dominicas del Rosario tiene contacto con la población haitiana que vive en el barrio de La Zurza desde 1999, realizando un acompañamiento desde nues- tra comunidad de Sabana Perdida. La realidad nos fue demandando cada vez más nuestra presencia y en el año 2000 se decide fun- dar una comunidad formada por tres hermanas. Desde los inicios hemos realizado el trabajo de forma integrada con personas laicas, haitianos y dominicanos de la Zurza y otros barrios aledaños.

y dominicanos de la Zurza y otros barrios aledaños. El proyecto de trabajar con haitianos/as y

El proyecto de trabajar con haitianos/as y dominicanos de ascen- dencia haitiana en el barrio de La Zurza es una manera de dar respuesta al carisma de nuestra congregación de trabajar con las poblaciones más marginadas de la sociedad. El proyecto “Solher” tiene como mística de trabajo favorecer y crear espacios de soli- daridad entre la población dominicana y la haitiana, dentro del marco de la integración y el respeto a los Derechos Humanos.

El objetivo en el proyecto es crear condiciones que faciliten el respeto de los Derechos Humanos de los haitianos/as y dominica- nos/as de ascendencia haitiana en el barrio de La Zurza. Desde el inicio, la comunidad se mantuvo en constante dis- cernimiento y búsqueda de la respuesta que debía dar en cada momento. Esto nos llevó a priorizar el trabajo en las siguientes áreas:

a) Área educativa:

• Alfabetización de niños y niñas haitianos, de ascendencia hai-

tiana y dominicanos indocumentados/as que no pueden ir a la es- cuela por esta realidad.

• Formación de padres y madres de l@s niñ@s en las reuniones de cada mes. • Visita a las familias de l@s niñ@s.

• Alfabetización de personas adultas, dominicanas, haitianas y do- minicanas de ascendencia haitiana.

• Cursos sistemáticos del aprendizaje del idioma español para haitian@s y de kreyòl para domininan@s.

• Campamento de verano. Desde el año 2003 durante el verano

realizamos el campamento con l@s niñ@s de la escuela y con otros niños del barrio de La Zurza y el barrio cercano de La La- guna.

Sendero

3

Servicio Jesuita a Refugiados/as y Migrantes
Servicio Jesuita a Refugiados/as y Migrantes

Derechos Humanos e Incidencia:

Asistencia Legal: Este programa trabaja en asesoría y seguimiento

a casos de documentación de la población migrante, a fin de que pueda

acceder a derechos sociales y económicos. Este programa del SJRM tam- bién presta sus servicios desde el Centro de Derechos Laborales, que trabaja de manera específica en la asesoría y acompañamiento a casos de trabajadoras/as que han sido afectados/as de alguna manera por parte de su empleador/a.

Investigación: Como institución consideramos que es esencial con- ocer la realidad de la población con la que interactuamos, así como las características y acciones del entorno en el que estos/as se desenvuel- ven. En este sentido, creemos que para hacer un proceso de incidencia, hacer propuestas de cambios estructurales y orientar nuestro trabajo en función de lo que siente y requiere la gente, es vital hacerlo a partir de los resultados de procesos investigativos serios, con validación empírica, desde una visión de investigación aplicada (investigación-acción).

Incidencia: Es de donde se implementan y ejecutan acciones con el fin de favorecer políticas públicas encaminadas a respetar los derechos de la población migrante, para las cuales consid- eramos necesaria la par- ticipación de las organiza- ciones de la sociedad civil que acompaña dicha población. Por ello, el SJRM pretende incidir en el diseño de políticas encaminadas a dar respuestas integrales, coherentes y serias a la realidad migratoria, tanto como país emisor como país recep- tor de migrantes.

tanto como país emisor como país recep- tor de migrantes. Promoción Social: Capacitación: desde aquí se

Promoción Social:

Capacitación: desde aquí se trabaja de manera directa tanto con la población migrante como con la receptora. En el caso de la población migrante las jornadas de capacitación están vinculadas al conocimiento de sus derechos, así como al conocimiento del español elemento clave para integrarse en la comunidad receptora. Con la población dominicana el trabajo va enfocado en la capacitación en el idioma Kreoyel y en el

desarrollo de la dimensión intercultural, a fin de que la interacción entre la población migrante y receptora sea desarrolle en un diálogo de respeto

y valoración del otro/a.

La dimensión intercultural, es un eje fundamental para el SJRM y se desar- rolle en actividades lúdicas y de encuentro, de ahí que las celebraciones, juegos deportivos y campamentos son estrategias claves para que las co- munidades interactúen.

Refugiados: el trabajo de las personas en situación de refugio es parte esencial de la institución a nivel internacional y desde sus orígenes en República Dominicana. El SJRM es la referencia en el país para el Alto

Comisionado de las Naciones Unidas para los/as Refugiados/as, para acompañar en los proceso legales a las personas solicitantes de refugio

en el país. También acompañamos a esta población en sus procesos for-

mativos y organizativos. Acompañamiento a asociaciones: Con este programa el SJRM intenta for- talecer las estructuras organizativas en las que se congregan las personas migrantes e impulsar el diálogo de las mismas con la comunidad donde están insertas. El acompañamiento de las organizaciones se enfoca en la promoción de lider- azgos positivos, equidad de género y promoción

y defensa de derechos

en educación, salud, em-

pleo. Con y desde las

organizaciones también

se llevan a cabo procesos

de capacitación técnica, en oficios en los que la población puedan inser- tarse con cierta facilidad, realizando un trabajo de calidad.

con cierta facilidad, realizando un trabajo de calidad. Observatorio de Derechos Humanos: El observatorio de

Observatorio de Derechos Humanos:

El observatorio de Derechos Humanos es una iniciativa del Servicio Je-

suita a Refugiados y Migrantes (SJRM) y de Solidaridad Fronteriza (SF) que se enmarca en el proyecto Cruzando Fronteras, financiado por el Movimiento Laici América Latina. El mismo se desarrolla en las provincias

de Santo Domingo, Santiago y Dajabón, en la parte Dominicana y en Oua-

naminthe, en la parte Haitiana.

Desde el trabajo que venimos realizando en el SJRM y SF, recibimos a dia- rio denuncia de casos de violaciones a los derechos de los/as migrantes, mayormente haitianos/as, que viven en nuestro país. Estas violaciones son hechas tanto por personas militares como por civiles, ya sea por la

condición racial del inmigrante, por el no pago de sus jornadas laborales o por la sustracción de mercancías que los/

las inmigrantes comercializan.

de mercancías que los/ las inmigrantes comercializan. De manera general el observatorio busca contribuir a la

De manera general el observatorio busca contribuir a la protección de los derechos humanos de las personas. En este sentido, de manera específica pretende:

1. Visibilizar situaciones de violaciones de Derechos Humanos en ciudadanos-as migrantes

2. Generar mecanismos no convencionales de participación para la de- fensa y garantía de los derechos humanos de las personas migrantes y refugiadas, a través de la participación activa de los grupos de la sociedad civil que trabajan con la población en cuestión como receptores de casos.

3. Sensibilizar a los funcionarios públicos relacionados con el tema Mi- gración sobre la necesidad de mejorar el funcionamiento de las áreas a su cargo apegados a los derechos humanos.

de las áreas a su cargo apegados a los derechos humanos. Esta es una publicación de

Esta es una publicación de la Red de Religiosas y Religiosos Trabajando con Migrantes, República Dominicana. www.relimigrantes.blogspot.com relimigrantes@gmail.com

4 Sendero

Cuenta con el apoyo de:

relimigrantes@gmail.com 4 Sendero Cuenta con el apoyo de: La RTM forma parte de: Confederación Dominicana de

La RTM forma parte de:

4 Sendero Cuenta con el apoyo de: La RTM forma parte de: Confederación Dominicana de Religiosas

Confederación Dominicana de Religiosas y Religiosos