Está en la página 1de 5

mit

Bahía Blanca
Anexo
MIT 2003
Informe de ensayos de fertilización y manejo de trigo en
Bahía Blanca.

Ing Francisco LLambias

Introducción
Durante la campaña 2003/04 se llevaron a cabo ensayos en cultivo de trigo,
en campos de productores con el propósito de destinarlos a demostraciones para los
mismos, en las localidades de Bragado, Balcarce y Bahía Blanca provincia de
Buenos Aires, bajo el programa MIT (Modelos de Innovación y Tecnología) donde se
evaluaron diferentes situaciones de fertilización y manejo del cultivo. En el presente
trabajo se muestran resultados obtenidos en la localidad Bahía Blanca para distintas
situaciones.

Materiales y Métodos
Con el objetivo de difundir tecnología aplicable al cultivo de trigo, en el
establecimiento La Julieta, Bahía Blanca Provincia de Bs. As, se establecieron 4
ensayos de fertilización y manejo.

1-.Diferentes dosis de fósforo (P).


2- Diferentes dosis de nitrógeno (N)
3- Momentos de aplicación de N
4- Combinaciones de N y P

El lote previsto para la realización de los ensayos tuvo como antecesor un


trigo Buck Charrúa en siembra directa con un rendimiento de 25 qq/ha. En la Tabla 1
se muestra el resultado promedio análisis de suelo, cuyas muestras se extrajeron
previo a la siembra.

Tabla 1: Resultado del Análisis de Suelos en Pre siembra


Profundidad Mat PH Nt N-NO3 N-NO3 P S-SO4
Orgánica 0-20 cm 20-40 cm
cm % % Ppm Ppm Ppm ppm
2,12 6,60 0,106 15,07 6,37 5,45 8,6

El lote se trató con 1,5 lt/ha de glifosato y 0.300 lt/ha de 2,4-D durante el
barbecho químico. El trigo se sembró en forma directa, el 16 de julio utilizando la
variedad Buck Guapo con 116 kg/ha de semilla (270pl/m2), la sembradora utilizada
fue John Deere 750 monodisco. Las fuente de fertilizantes fueron fosfato diamónico
(DAP) cuya composición química es 18-46-0 para P y para N urea granulada, 46%
de N. El diseño fue en franjas. El P fue aplicado durante la operación de siembra, en
cambio el N en sentido transversal. Si bien el propósito del sitio experimental fue la
demostración a productores y no la investigación científica, se utilizó las parcelas
para realizar determinaciones de rendimiento. En cada parcela se realizó cosecha
manual, en tres repeticiones de 3 m2 cada una. La trilla se realizó con maquinaria
experimental para microparcelas a fin de obtener rendimiento en grano.

Las precipitaciones durante el ciclo del cultivo fueron limitadas afectando


posteriormente el rendimiento. Las mismas se pueden observar e la Tabla 2.

TABLA 2: Datos de precipitación

E F M A M J J A S O N
29 54 15 11 43 16 3 17 50 200 40

Resultados

1- Dosis de fósforo

El objetivo de este ensayo fue estudiar 4000


3500
Rendim iento kg/ha

el comportamiento del rendimiento con el


3000
agregado de fósforo, como único nutriente y
2500
analizar también el agregado de fósforo con 2000
una base de 200 kg/ha de urea granulada 1500
para estar seguros de que este último 1000
nutriente no actúe como limitante. 500
El fósforo fue suministrado como DAP 0
0 26 47 95
en la línea de siembra a razón de 0, 26, 47 y
95 kg/ha. fosfato diam onico kg/ha

En el Gráfico 1, se puede observar Gráfico 1: Distintas dosis de fosfato


que si bien el registro de P disponible en el diamonico
suelo antes de la siembra era pobre (ver
Tabla 1), no se detectó un aumento claro en el rendimiento a dosis crecientes del
fertilizante fosfatado. Con la dosis de 26 kg
de DAP se registró una diferencia positiva de 4000
389 kg de trigo y de 160 kg, para la dosis de 3500
Rendim iento kg/ha

95 kg de DAP. 3000
2500
El Gráfico 2, se representa las 2000
1500
distintas dosis de fósforo, pero con una base
1000
de 200 kg de urea granulada. En este caso 500
se observa que solo con la dosis de 47 kg de 0
DAP se logra producir más que el testigo. 0 26 47 95
fosfato diam onico kg/ha
Comparando ambas situaciones, sin N
y con 200 kg/ha de urea granulada, se puede
observar que el rendimiento promedio (4 Gráfico 2: Distintas dosis de fosfato
dosis) fue de 3070 kg y de 2816 kg, para el diamonico con una base de 200 kg de
urea granulada
primero y segundo, respectivamente. Esta diferencia en detrimento del ensayo
con aplicación de urea, puede deberse a la sequía que pudo haber producido
un efecto de toxicidad en la planta, además de una dosis tan alta de nitrógeno.

2- Dosis de nitrógeno.
5000
En este ensayo la urea granulada se

Rendim iento kg/ha


4000
aplicó con dosis de 0, 50, 100, 150, 200 y
300 kg/ha. En todos los casos hubo una 3000

fertilización base de 47 kg/ha de DAP 2000


aplicados a la siembra.
1000

En el Gráfico 3, se observa que la 0


respuesta al agregado del nitrógeno fue 0 50 100 150 200 300

positiva. Esto se manifiesta comparando Urea granulada kg/ha


todos los tratamientos fertilizados con N
contra el testigo, con una diferencia máxima
de hasta 1700 kg/ha de grano a dosis altas Gráfico 3: Efecto de la fertilización
(300 kg/ha). A simple vista, se puede nitrogenada en el rendimiento del
trigo.
observar que la mejor respuesta económica,
fue con el agregado de 50 kg/ha, atenuándose la pendiente de la curva a mayores
dosis, esto es debido a la limitante ambiental que presenta la zona de Bahía Blanca.

3- Momentos de aplicación de nitrógeno.

El objetivo de este ensayo fue mostrar


5000
diferentes momentos de aplicación de la
Rendim iento kg/ha

urea, y también diferentes dosis en pre 4000


espigazón y su efecto sobre el rendimiento. 3000

2000
El momento de aplicación, que mejor
respondió a la dosis de 100 kg/ha de urea 1000
granulada, fue macollaje (3911 kg); siendo la
0
diferencia con respecto al testigo de 1128 kg. 0 100 S 100 M 100 PE
No se encontró diferencias entre siembra y
Urea granulada kg/ha
pre espigazon (Gráfico 4).

Cuando se analizó la aplicación de


diferentes dosis de urea granulada (100, 200 Gráfico 4 : Rendimiento de trigo en
y 300 kg/ha) en el momento de pre relación al momento de aplicación de
urea
espigazon, encontramos que con 300 kg/ha
se obtuvo el mayor rendimiento (4122 kg).

Cabe destacar que la bibliografía recomienda satisfacer las necesidades de N


en el cultivo de trigo entre siembra y macollaje, y los aportes tardíos de N se utilizan
como complemento a fin de buscar estabilizar calidad panadera y proteína. Para la
fertilización tardía en antesis o pre espigazón se recomienda entre 30 y 60 kg/ha de
N.
4- Combinaciones de nitrógeno y fósforo.

En este ensayo se
utilizaron dosis de urea 5000
granulada de 0, 50, 100, 200 4500
y 300 kg/ha y de DAP 0, 26, 4000

47 y 95 kg/ha y se evaluó su 3500


3000
efecto sobre el rendimiento
2500
para todas las
2000
combinaciones.
1500
1000
Al realizar el análisis de 500
datos pudimos observar que 0
el coeficiente de correlación
de rendimiento respecto del
nitrógeno es de 0.46 y el
coeficiente de correlación del
rendimiento respecto del
fósforo es de 0.36. Estos son
valores bajos que están Gráfico 5 :Combinaciones de nitrógeno y fósforo y su
relación con el rendimiento de trigo.
indicando una falta de
relación entre los
componentes analizados. Sin embargo, es importante destacar que el testigo
absoluto tuvo un rendimiento de 2272 kg y cuando se le aplicó urea granulada con
una dosis de 50 kg/ha, el rinde subió en un 150% y con la misma dosis y la
incorporación de 95 kg de DAP aumentó un 20% adicional, lo que nos demuestra la
importancia de estos nutrientes para obtener mejores rindes.

Infostat (2002). Infostat versión 1.1. Grupo Infostat, FCA, Universidad Nacional de Córdoba,
Argentina.

Conclusiones
Es importante destacar que cuando se aplicó urea granulada a una dosis
baja, el rinde subió en un 150% y con la misma dosis y la incorporación de DAP
aumentó un 20% adicional, lo que nos demuestra la importancia de estos nutrientes
para obtener los mejores rindes. El mejor momento de aplicación fue a macollaje,
pero los aportes tardíos son importantes como complemento, a fin de buscar
estabilizar calidad panadera y proteína.
Por lo tanto, para obtener los mejores resultados hay que tener en cuenta, no
solo la dosis adecuada, sino también el balance nutricional y el momento de
aplicación.

Agradecimientos:

*Agronomía Lindon de Alberto M Lindon, por su participación en la


instalación y seguimiento de los ensayos, así como durante la demostración a
productores.
*Al Ing Agr. Carlos Rodriguez (AAPRESID) por su aporte en la instalación y
seguimiento técnico.
*Al Sr Juan Navarro de la Estancia La Julieta, por permitirnos realizar en sus instalaciones el MIT
Bahía Blanca.
* Al Ing. Fernando Garcia (INPOFOS) y al Dr. Nestor Darwich, por su participación en un parada
técnica.
* Al Ing. Jorge Barrionuevo (Bayer) por su colaboración en la parada de fungicidas.
* Al Ing. J. Rabasa (AAPRESID) por su colaboración en la parada de Análisis de Suelos.
* A los Ing M.Mercedes Ron y Juan Galantini (UNS) por su colaboración.
* Al Sr Hugo de Dio por su colaboración en la extracción de muestras y cosecha de los lotes.
* A la Ing. Agr Josefina Rosenbrock por su colaboración en el análisis y redacción del presente
reporte.
* A la Ing. Agr Mirta Toribio de RRII, por la revisión del presente reporte.
* A quienes han colaborado en el proyecto MIT.