Identificación de género en niños de primero, tercero y sexto de primaria en una escuela pública y privada de la ciudad de Santiago de Querétaro

Álvarez Mora Tzitziki Erandi Arteaga Montejano María Cristina Bautista Trujillo Luis Felipe Roberto Rubio Hernández Mitzi Martínez Ledesma Marisela Vargas Mejía Thalía Dra. Evelyn Diez Martínez Seminario de Investigación Cuarto Semestre Grupo 5 Psicología UAQ
Santiago de Querétaro, Queretaro a 26 de Noviembre del 2012

Debido a la temprana iniciación cultural en la que son sumergidos los niños. de esta manera. mediante el uso de imágenes y una entrevista semi-estructurada para determinar la correlación entre indumentaria/herramientas de trabajo y sexo biológico y su función formativa dentro de la sociedad queretana contemporánea. en pocos años interiorizan por completo la manera de actuar de acuerdo a lo establecido socialmente según su sexo. Marco teórico La aplicación de contratos sociales tácitos en un periodo de tiempo prolongado da como resultado la creencia popular de que los individuos de sexo hombre deben desempeñar unos roles específicos y únicos con respecto a sus pares de sexo mujer.Resumen El propósito de esta investigación es identificar cuáles son los factores implicados en el reconocimiento del rol de género en los niños de primero. La internalización de dichas características sucede a través de la convivencia con los otros. 1997) en su libro Caníbales y Reyes nos demuestra la manera en la que la cultura es generada como respuesta a los cambios en el entorno en los que se desarrolla una sociedad. Sin embargo. Introducción La identificación de los roles a desempeñar dentro de una sociedad de acuerdo a las características biológicas de sus individuos es un factor que caracteriza el funcionamiento y desempeño a largo plazo de una sociedad determinada. tercero y sexto de una primaria pública y una privada del centro de la ciudad de Querétaro cuya ubicación no es mayor a quinientos metros. esta interiorización y posterior réplica de comportamiento se presenta de manera inconsciente. que de manera implícita van moldeando en el sujeto la visión del mundo respecto a los demás. por lo cual resulta complicado señalar las características biológicas y sociales que hacen a los niños distinguir su rol de acuerdo a su sexo. los convenios sociales responden para hacer frente a dichos . Marvin Harris (Harris.

el concepto que tenemos de masculino y femenino era demasiado ambiguo.cambios que amenazan con la aniquilación de la población. 2001) mediante un análisis de tres tribus diferentes encuentra que la aplicación de roles específicos de acuerdo a los caracteres sexuales de los individuos son aplicados de manera casi aleatoria. la luz. pues al ser las mujeres las únicas biológicamente capaces de crear a otros seres. . A partir de ésta. Para él. En las tribus estudiadas. la dominación masculina está cargada de simbolismos en muchas culturas. la división del trabajo entre hombres y mujeres sirve como una forma efectiva de control poblacional. Margaret Mead (Mead. no hay escapatoria ni pretexto que valga ante los ojos de un Dios todopoderoso que te ha dado sus órdenes y espera que se cumplan so pena de la condena eterna. Desde esta perspectiva histórica. uno de los mecanismos configurantes de comportamiento y pensamiento más eficaces y cuya vigencia no parece tener caducidad es la religión. Además. sin un claro indicador de las pautas a seguir para ello. Bourdieu (Bourdieu. el todo (falo) tiene el derecho a mandar sobre aquellos individuos cuyo sexo represente el vacío. mientras las mujeres de la misma mostraban caracteres que denominamos masculinos. Además. otra de estas tribus presenta una conducta agresiva por parte de ambos sexos y la tercera tiene un funcionamiento casi similar al de nuestra cultura. se les mantenía alejadas de las actividades que representaran un riesgo para su vida y por consecuencia un riesgo para la existencia de la población total de la tribu. al ser el portador del símbolo del poder. 2000) analiza el fenómeno de la instauración del hombre como figura dominante en la mayoría de las culturas como un rasgo histórico y con un tinte de mitología y psicoanálisis. encontrando comportamiento que llamamos femenino en todos los varones de una tribu. lo húmedo y oscuro (vagina). y de una manera totalitaria y anquilosante se instaura el rasero máximo con el cual se ha de medir y castigar por igual el comportamiento que vaya en contra de su dogma.

el desempeño de los niños de menor edad . Por otro lado. la manera de reaccionar ante dilemas morales diversos es igualmente alcanzada y configurada a partir de lo anterior. al proporcionarles fotografías de personas y juguetes para clasificarse de acuerdo al género de cada cual. Espinoza y Fuentes (Alarcón et.Christopher Hitchens (Hitchens. en este experimento. en donde la mayoría de éstas castigan de manera ejemplar el mal comportamiento en las mujeres y no tanto así el de los hombres. y cuya justificación es que en algunas de ellas. así. al. Debido a esta forma de mirar la dinámica social con base a la percepción de género. 2007) . En un segundo experimento con la misma población se estudió la acción de jugar entre niños y niñas. lo que nos da un claro indicador de los procesos y discursos que configuran la conducta de acuerdo al sexo y a la definición de género que se da a partir de esto. 1983). las niñas podían jugar con ambos juguetes sin atribuirles un uso ligado al sexo. 2007) en su libro Dios no es bueno aborda el dogma de las distintas religiones del mundo. Algunos estudios en la Universidad de Chile abordan el tema de la enseñanza cultural de los roles de género a partir de los discursos de los docentes hacia los estudiantes y el trato diferente que se les da de acuerdo a su sexo y las limitaciones que esto representa para los individuos en formación. Lloyd. como el realizado por Alarcón. 1990) realizaron dos experimentos de género a una población de 120 niños cuyas edades oscilaron entre un año y medio a tres años de edad. Gerard Duveen y Barbara Lloyd (Duveen. las mujeres son un objeto más de la propiedad de los hombres.. en donde se observó de forma individual la manera en la que se desarrollaba el juego con uno de sus pares familiares. los resultados arrojaron que la diferenciación de género en los juguetes se distingue solamente dentro de un contexto del juego para los varones y en las niñas no existe tal diferenciación en otorgarle una significación de los juguetes en tanto a su propio sexo. Un ejemplo de lo mencionado podemos encontrarlo en el trabajo sobre dilemas morales de Lawrence Kohlberg (Kohlberg.

b) edad. En niños más grandes. desarrollo de percepción/identidad de género. De cada escuela fueron:   seis de primero de primaria (tres niños y tres niñas) seis de tercero de primaria (tres niños y tres niñas) . acertando en la mayor parte de ambos materiales.) no pudimos encontrar documentación alguna que se aproximara lo suficiente a nuestro método y material.demostró que les era más fácil separar las fotografías de las personas de acuerdo a su sexo que los juguetes de acuerdo a su uso por género. 18 de una escuela pública y 18 de una escuela privada. e) significación del rol de género. demostrando de esa manera un desarrollo mayor de las capacidades cognitivas así como un incremento en las influencias de las representaciones sociales de género. Población Se entrevistó a un grupo de treinta y seis niños. etc. puesto que el contexto sociocultural difiere en varios aspectos. el desempeño fue superior. dado que la gran cantidad de investigaciones disponibles de valor académico por su contenido es de universidades extranjeras tanto hispanas como angloparlantes. ambas ubicadas en el centro de la ciudad de Querétaro. c) instrumentos. no es posible hacer una comparación de resultados que nos parezcan significativos. De toda la bibliografía revisada cuyo tema de investigación es similar al nuestro (género. por lo tanto. por esto. Objetivo General Identificar si los niños de primaria categorizan determinados accesorios por su uso asociado al género y si este evoluciona a lo largo de los primeros años de educación básica. d) metodología y. no se ha hecho la inclusión de gran cantidad de ellas en este formato. entre estos: a) población.

se le pidió que clasificara los artículos recortados. cada entrevistador se apoyó en una tabla en donde aparecían los artículos en lista para anotar la clasificación que los niños hacían tanto como las posibles observaciones La concentración de los datos se hizo en Microsoft Excel 2010 y Microsoft Word utilizando el primero para la creación de gráficas y el segundo para descripción de resultados. Se le entregó a cada niño un par de siluetas y se les dio la instrucción de identificar según su perspectiva si el dibujo es niño o niña. los dibujos modificados por los niños (frecuencia de aparición de rasgos físicos y/o artículos en los dibujos) 2. Una serie de figuras recortadas y enmicadas con distintos artículos de uso cotidiano (un par de cada figura). Terminando los dibujos. colores y lápiz. La duración de cada entrevista fue de aproximadamente de 20 a 30 minutos. Se le entregó un par de cada artículo al niño. haciéndole la sugerencia de que un mismo tipo de artículo podría ser utilizado por ambos dibujos. dependiendo si son artículos de uso de hombre o de mujer de acuerdo a su criterio. Análisis de resultados Los datos utilizados para su análisis son: 1. . seis de sexto de primaria (tres niños y tres niñas) Forma de trabajo Se imprimieron dos hojas tamaño carta con la silueta de una figura humana caricaturizada simple en cada una. Después se le pidió que le dibujara los rasgos necesarios para que uno de los dibujos representara a una niña y el otro dibujo representara a un niño.

. 4. el portafolio y la laptop. 3. dependiendo de si es hombre o mujer. Es más frecuente observar cambios de 3° a 6° cuando se habla del uso de un artículo por el personaje del mismo sexo. 2. zapatos. Es frecuente observar que las niñas de 6° de primaria colocan artículos en la figura femenina que los niños consideran que ellas no pueden usar. Ejemplos de esto son las categorizaciones realizadas para artículos como: zapatillas. cambiando su concepción sobre quién puede o quién no puede usar un artículo. las niñas realizaron 7 cambios en la figura masculina. a la par. Tomando como base la categorización de los objetos que los niños de 1° de primaria hicieron: En la tabla 1. que indica los resultados obtenidos en la escuela pública. Ejemplos de ello son: el martillo. aretes. Es más frecuente observar cambios de 1° a 3° cuando se habla del uso de un artículo por el personaje del sexo opuesto. mientras que realizaron 11 en la figura femenina. mientras realizaron 3 cambios en la figura femenina. Así. mientras realizaron 10 cambios en la figura femenina. mientras realizaron 9 cambios en la figura femenina. las niñas de 3° de primaria realizaron 11 cambios en la figura masculina. se puede observar la evolución de la relación que hacen los niños de un artículo con el uso determinado para un género.RESULTADOS En el caso de la escuela pública. a la par. podemos observar los siguientes factores: 1. los niños de 6° realizaron 5 cambios en la figura masculina. los niños de 3° realizaron 6 cambios en la figura masculina. corbata. según el grado escolar en el que se encuentre.1. trastes de cocina y bebé. Así. En los niños de 1° de primaria se observa una fuerte carga de género en los objetos.

Por ejemplo. y en 6° ya el 100% de las niñas lo consideraba de uso para ambos sexos. bebé y muñeca. En los niños de 1° de primaria se observa una fuerte carga de género en los objetos.2 que indica los resultados obtenidos en la escuela privada. en 3° ya el 66% lo designaban así. en casos como el balón de foot-ball. las niñas de 3° realizaron 6 cambios en la figura masculina. los niños de 3° realizaron 10 cambios en la figura masculina y 12 cambios en la figura femenina. aretes. escoba. mientras realizaron 10 cambios en la figura femenina. en 1° sólo el 33% de las niñas designaban este artículo como de uso femenino. 2. Ejemplos de esto son las categorizaciones realizadas para artículos como: zapatillas. Así. en más del 60% de los artículos mostrados. corbata. conforme iba aumentando el grado de escolaridad consideraban más posibilidades de que el artículo pudiera ser usado por ambos sexos. Se observa una evolución en niños y niñas respecto a la posibilidad de usar ciertos artículos por ambos sexos. el martillo y la consola de videojuegos (en el caso de artículos designados al sexo masculino). Así. Así. 3. podemos observar los siguientes factores: 1. En las niñas de 3° es más frecuente encontrar cambios (de 1° a 3°) relacionados al uso de artículos por el personaje de su mismo sexo. que de inicio son designados culturalmente para un sexo determinado. En los niños de 3° es más frecuente encontrar cambios (de 1° a 3°) relacionados al uso de artículos por el personaje del sexo opuesto. zapatos. y en casos como aretes.En la tabla 1. observamos que el 100% de los niños de 6° consideran que ambos sexos pueden usar estos artículos. trastes de cocina y bebé. independientemente de su designación cultural hacia el sexo. .

Los motivos que dieron los niños para sus respuestas han sido divididos por categorías. De esta manera. dependiendo del grado al que pertenecen. . las siguientes gráficas presentan el número de veces que el motivo señalado se dio como respuesta en ese grupo específico.

son más comunes en niños más pequeños y en la escuela pública.De las gráficas anteriores. ya que los ambientes sociales a los que están expuestos desde pequeños son diametralmente más estimulantes en los niños cuyo nivel socioeconómico es más permisivo. Utilizan uniforme un día a la semana y éste no hace diferencia de sexos. Los materiales de formación literaria y didáctica se enfocan solo a la formación académica de sus estudiantes. tiene una cantidad visiblemente más grande y diversa de material de formación literaria y didáctica. Otro de los factores dignos de mencionar. podemos observar que motivos como “Sólo ellas pueden” o “Sólo ellos pueden”. existe una convivencia mixta con respecto al sexo y la edad. Al estar expuestos a niños de otros niveles académicos como secundaria y preparatoria. CONCLUSIONES La relación que se hace culturalmente de algunos objetos relacionados a un sexo determinado va evolucionando poco a poco en los niños de educación primaria. De esta manera. . Desafortunadamente no pudimos ser testigos de si existe o no alguna diferenciación del rol de género reflejado en su vestimenta cotidiana. dejando poco espacio para la convivencia y el juego mixto. A pesar de estar separadas por no más de quinientos metros una de la otra. El resto del tiempo pueden acudir con ropa casual. Estos cambios no sólo están asociados a su edad. sino también al entorno sociocultural en el que crecen. Pudimos observar que en la escuela pública existe un discurso docente que acentúa la diferenciación del rol de género dependiendo del sexo del individuo. mismo que está reforzado por la utilización de uniforme con falda para las niñas y pantalón para los niños. es la calidad de los servicios educativos que reciben. La escuela particular por otro lado. respuestas que están directamente relacionadas a la posibilidad de usar un artículo por pertenecer a un género o a otro. Su discurso docente está dirigido a los principios universales de trato humano y el énfasis en el comportamiento sexual es dado en la enseñanza de los caracteres sexuales secundarios. los niños de niveles posteriores sirven de guía y acompañamiento con sus compañeros de niveles primarios. el nivel socioeconómico de las familias que componen dichas escuelas implica un factor determinante en la formación de la conceptualización del rol de género y sus asociaciones culturales de uso de objetos ligada al género. pudimos observar como los cambios se dan de forma más acelerada en la escuela privada que en la escuela pública.

(2004). (2007).P. Universidad de Chile. La dominación masculina. Grand Central Publishing. F.b. Canívales y Reyes. Master's thesis. (1990). Bourdieu. (2004) Género y autoconcepto: Un análisis comparativo de las diferencias por sexo en una muestra de niños de e. Harris. Alianza Editorial.D. (1997). R. Duveen.. Cambridge University. 27-46. . pp.Bibliografía Alarcón. 1992 y 2003. (2000). S. La comunicación no verbal. El género y la sexualidad en las prácticas y discurso docente: Una mirada etnográfica a tres escenarios de educación preescolar en ka ciudad de Santiago de Chile. Editorial Anagrama. D. C. Editorial Alianza.Las Davis.R. B. capítulo 3.g. God is not great: How religion poisons everything. Masther's thesis. Gorostegui. . P. M. G. Representations and the development of knowledge. Espinoza. y Lloyd. y Fuentes. M. (2007).E. Hitchens. Universidad de Chile.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful