Está en la página 1de 2

Enfoques sobre la web social según:

Según Cobo Romaní y Pardo Kuklinski

El desarrollo de la Web 2.0 no es sólo tecnológico sino principalmente de orden social. Dicho
de otro modo, la Web 2.0 no inventa la colaboración entre las personas, pero sí ofrece un
enorme abanico de posibilidades para facilitar el intercambio y cooperación entre individuos.
Esta arquitectura de la participación, sobre la que se construye la Web 2.0, brinda nuevas
herramientas de empowerment y, al mismo tiempo, de democratización en cuanto al
intercambio del conocimiento.

Tres ejemplos de intercreatividad particularmente representativos de la Web 2.0

Creative Commons.
La idea principal de esta iniciativa es reducir las barreras legales de la creatividad y, a su vez,
posibilitar un modelo legal, ayudado de herramientas informáticas para así facilitar la
distribución y el uso de contenidos para el dominio público.

Folksonomía (sistemas de clasificación colectiva).


La folksonomía se aparta de las estructuras jerarquizadas para aproximarse a una
organización basada en la colaboración de las personas que cooperan a través de ordenar/
clasificar la información por medio de etiquetas o tags.

Colaboratorio surge en la integración de las palabras colaboración y laboratorio. Es un


‘centro sin paredes’, un punto de encuentro abierto a académicos, investigadores, estudiantes
y público en general interesado en la conformación de espacios de aprendizaje en red,
flexibles y participativos. Un colaboratorio permite a los científicos trabajar juntos en un
mismo proyecto, aunque se hallen muy lejos unos de otros.

Este contexto colaborativo, que ha pasado de ser un experimento exitoso a una forma de
trabajar en equipo y constituir comunidades en línea, favorece la conformación de redes de
innovación basadas en el principio de la reciprocidad. El fundamento que soporta todas estas
plataformas de interacción está centrado en la idea de mejorar, simplificar y enriquecer las
formas y los canales de comunicación entre las personas.

Según De Ugarte

Folksonomy basada en tags


Sistema de autoclasificación de contenidos basado en las descripciones de los usuarios según
sus propias palabras clave (tags), para así construir una arquitectura de información natural y
sin jerarquías preestablecidas.

Dudas sobre su validez


Las críticas apuntan fundamentalmente a que la mayor amplitud de temática hace menos
útiles los tags. La recuperación de información es mayor pero menos específica.
Print de pantalla de YouTube: La biblioteca.
Posibilidades de accionar con el contenido y con su
autor:

Ofrece múltiples posibilidades de interacción: si nos gusta mucho podemos votarlo para que
se mantenga o suba de posición en la lista de vídeos, podemos añadirlo a nuestra lista de
favoritos, compartir el enlace mediante email o insertar el código embebido en nuestra web
para mostrar el vídeo a nuestros usuarios.
Podemos dejar nuestra impresión sobre el vídeo en los comentarios y etiquetarlos con las
palabras que creemos que lo definen.
Podemos elegir ver un vídeo u otro basándonos en los comentarios de otros usuarios o en la
popularidad de los mismos según el número de visitas.
En definitiva la clasificación establecida por los usuarios dará más visibilidad a unos vídeos
que a otros y nos permitirá ahorrar tiempo al no tener que buscar al azar.